HISTORIA DEL ARTE EN ANDALUCIA

EL ARTE DE LAS COLONIZACIONES: FENICIOS Y GRIEGOS A partir que ya aparecen los primeros testimonios escritos entramos en la historia, todo lo anterior es protohistoria. Nos estamos refiriendo al periodo comprendido entre los años 1000 y 500 a.C. No vamos a encontrar enclaves fenicios en el interior, aunque si sus productos, o mejor dicho restos de sus productos. Aparecen restos pertenecientes a la cultura tartésica que no sabemos si son verdaderamente fenicios. Cuando llega una cultura la aceptamos, penetrando ésta con mucha facilidad, y llegamos incluso a convertirnos en protagonistas de esa cultura y la difundimos. Es una de las características del andaluz en general y de su arte en particular. Los fenicios siempre fueron considerados como el pueblo que dinamizó el comercio marítimo en el Mediterráneo gracias al desarrollo de las técnicas de navegación, su espíritu comerciante y su interés por explotar los recursos mineros. Por ello, la península ibérica, especialmente el sur con su riqueza de minerales fue uno de los territorios que más se benefició de estos intercambios. Gadir perece que se funda en el año 1104 a. de C. Aquí establecen los fenicios una factoría que le permite extender sus contactos con todo el valle del Guadalquivir y estar a las puertas del Atlántico de donde venía el estaño de Inglaterra. Con los fenicios entra en Andalucía su cultura en la que se mezclaban rasgos egipcios, mesopotámicos y anatólicos. Con los fenicios cambian las costumbres, los ritos, la religión y la cultura material y la intelectual con la primera escritura. Todo ello constituye un fenómeno que se conoce genéricamente como el período "orientalizante" y que abarca la primera mitad del primer milenio. Vinculada con esta cultura llegada a través de los fenicios nace la versión autóctona que conocemos como Cultura tartésica aunque los límites entre una y otra son a veces difusos. ARQUEOLOGÍA DE LAS CIUDADES LITORALES Existe todo un rosario de factorías fenicias por toda la costa andaluza. Se sitúan en puntos nunca habitados antes y que eran simples enclaves portuarios para introducir el producto en el traspaís. Muchas de estas ciudades establecidas entre los siglos VIII y VI permanecen después en época romana con nombres latinos. Baria (Villaricos), Abdera (Adra), Sexi (Almuñecar), Toscanos (desembocadura del río Vélez), Barbesula (cerca del Estrecho), Tingis (junto a Tarifa), Baesippo (Vejer de la Fra.), Portus Baesippo (Barbate), Portus Iunonis (cabo Trafalgar), Lux Dubiae (junto a Sanlucar) etc. LOS DIOSES DE BRONCE Es un grupo de figuras de este metal, a veces de bulto redondo, otras veces en forma de placas que han aparecido habitualmente en lugares de ocupación fenicia. Hay ya muchos ejemplares dispersos por los museos de París, Madrid, Sevilla, Cádiz etc. Es difícil siempre la identificación ya que no hay textos fenicios que describan cómo se representaban sus dioses que, además, eran tomados a veces en préstamo de la religión y la iconografía egipcia. Destacan como piezas excepcionales la Astarté del Carambolo que tiene una inscripción en la peana que dice "a la Astarté de la cueva" Se piensa que era una cueva cerca de Cádiz. Varios dioses masculinos hallados en la isla de Sancti Petri, suelen asociarse con Melcart.

HISTORIA DEL ARTE EN ANDALUCIA
Aparecen cultura con numerosos ídolos de bronce en yacimientos tartésico-fenicios. La cultura fenicia era una que copiaba al resto de las culturas existentes, las reproducía, siendo por tanto conformada aportaciones que vienen de fuera. Astarté del Carambolo. Diosa fenicia, tomada a su vez de una divinidad egipcia. Escultura sedente con peinado egipcio. Bronce carriazo. Es una pieza muy famosa. Se trata de una diosa con un peinado atórico, sosteniendo dos cosas iguales, una en cada mano.

Diosa Astarté de Galera. Es de alabastro, cubierta por un tocado egipcio. Sostiene un recipiente y se encuentra sentada en un trono compuesto por dos esfinges aladas.

La a.C.,

expresión periodo orientalizante se refiere al periodo comprendido entre los sgilos VIII y VI cuando coinciden fenicios y tartesos.

EL ARTE GADITANO La densidad de hallazgos de Cádiz comparada con la dispersión de sus areas de influencia parece dejar claro que todas estas piezas se deben a Gadir como foco comercial fenicio. El enclave gaditano fenicio tuvo un papel muy concreto y distinto al de las demás factorías: servir de canalizador de los metales preciosos de Tartessos hacia oriente. El oro, la plata y el cobre de los tartesios junto con el estaño británico. Ello imprime un carácter diferente a esta colonia respecto de otras fenicias. Está generalmente aceptado que la mayor parte de los objetos hallados en Cádiz, hechas de bronce, oro, plata, marfil y cerámica, son producciones locales hechas por colonos fenicios que las destinaban al intercambio con la población indígena. En el yacimiento de Punta del Nao, en el fuerte de Santa Catalina han aparecido muchos de esos objetos. Otros en la Caleta, donde se iniciaba el canal que llegaba hasta la plaza de San Juan de Dios y dividía el Gadir fenicio en dos barrios enfrentados. terracota muy roja, aparecida en Punta del Nao (Cádiz). Es una pieza de concepción egipcia.

Pieza de muy

Entre los objetos, destacan, un capitel fenicio en el Museo de Cádiz, la figura femenina egiptizante, hecha en terracota roja, hallada en la Punta del Nao, el thymaterion de terracota del Museo de Cádiz, también de la Punta del Nao, la obra más expresiva del arte gaditano, la cabeza negroide etc. Debió ser importante el taller de marfiles. Se han hallado cargamentos de colmillos con marcas cartaginesas pero en Cádiz debieron manufacturarse los objetos del marfil procedente de Africa.

HISTORIA DEL ARTE EN ANDALUCIA
Con todo, la orfebrería es el campo más destacado entre las producciones fenicias gaditanas. Hay que detacar el tesoro de Ebora (Sanlucar de Bda.), el de Trayamar (Málaga), joyas de la Necrópolis de Cádiz (Museo de Cádiz)

LAS IMPORTACIONES GRIEGAS La visita de griegos a Andalucía tiene un apoyo firme en el texto que narra la de Kolaios de Samos que dejó un exvoto en un templo de su ciudad en que comenta los buenos negocios realizados con Argantonio rey de los tartesios. El arte griego compitió con el fenicio en el bronce, la orfebrería y, sobre todo, en la cerámica. Fueron los griegos los que crearon los tipos de cerámicas que se pusieron de moda en todo el comercio mediterráneo y permitieron a algunas ciudades como Corinto o Atenas obtener enormes beneficios de este mercado. Muchas de las obras griegas eran traídas por los fenicios que nunca abordaron obras de grandes proporciones. Cuando decaen las ciudades fenicias toman incremento las colonias griegas de la costa, especialmente las de Andalucía oriental. Pequeñas figuras de terracota con aspecto de tanagras personalizando divinidades griegas han sido halladas en varios enclaves como Lux dubiae, junto a la Algaida (Sanlucar de Bda.), algunos objetos griegos aparecen en tumbas ibéricas, indicio de lo que serían habituales intercambios. En el terreno cerámico hay objetos que por su peculiar estilo pueden ser asociados y no se sabe si proceden de un mismo taller que se especializó en las exportaciones o, incluso, son productos hechos en España por ceramistas griegos que se importaron la técnica. Fragmentos de cerámica orientalizante. Se vincula a la cerámica griega e ibérica. Es hecha ya a torno, se ha perfeccionado mucho la técnica cerámica. Es muy característico el repertorio decorativo, seres fantásticos, esfinge, caballo con alas,… Cerámica de Montemolín y Carmona. Ya no solo es funcional, sino que también aparece la función estética. No tiene una decoración figurativa, solo geométrica, siendo muy similar a la cerámica griega del s. VIII –VI a.C. Los fenicios van a traer las culturas anotólica, mesopotámica y egipcia la Península Ibérica. Los griegos van a suplantar a los fenicios, ocuparon sus colonias. La cultura griega va a ser muy importante también para la cultura ibérica, pudiendo ser considerados muchos restos ibéricos como griegos, en muchas zonas se produjo una auténtica helenización. Casco griego aparecido en la ría de Huelva. La cultura griega se especializó en dos materiales básicamente, el bronce y la cerámica. Coraza de bronce. Podría proceder del recubrimiento de alguna escultura pétrea. Piezas de cabeza de leona. Formaban parte del eje de las ruedas de un carro de guerra. Cerámica de Corinto. Es un material muy útil para saber la expansión de la cultura griega. Era una cerámica muy expresiva. Normalmente contaban algo en sus escenas decorativas, bien de temas mitológicos, vida de los dioses,…

HISTORIA DEL ARTE EN ANDALUCIA
Hay mucha cerámica griega en las excavaciones andaluzas, incluso la autóctona que la copia estará muy bien confeccionada. Algo que debaten los arqueólogos es el alto nivel de asimilación de los pueblos de Andalucía. LOS SARCÓFAGOS DE CÁDIZ Son las dos obras más importantes del Gadir antiguo. El sarcófago masculino apareció en 1887. Es probable que se tratara del enterramiento de algún colono fenicio que se hizo enterrar en una pieza de mármol no sabemos si tallada en Andalucía o en el sur de Italia hacia el año 470 a. de C.. Sus modelos se hallan en los sarcófagos de la necrópolis real de Sidón de los que hay varios en el Museo del Louvre y, en última instancia, en los modelos egipcios que los fenicios conocieron y usaron. No obstante, la mayor parte de los de Sidón son de caliza y carecen de brazos y pies. Comparten con los egipcios el sentido de retrato del natural que caracteriza a los de ese origen. Cuando los fenicios hacían encargos de este tipo solían emplear artistas griegos, más preparados que los fenicios para estos trabajos escultóricos de gran envergadura.

Se trata de un retrato masculino hecho por un artista griego con un cierto sentido del natural ya que copia algunas imperfecciones del modelo. Lleva en la mano una granada, símbolo griego referente a la muerte. En la otra mano, una corona de flores pintada sobre la túnica. A diferencia de los enterramientos de los personajes tartésicos, en estos no había casi nada. Una simple pulsera con ureus de tipo egipcio en el femenino. El sarcófago femenino apareció en 1980 y se data hacia el año 400 a. de C. Es decir, son dos sarcófagos independientes que nunca hicieron pareja y que fueron realizados con una diferencia de cronología aunque tal vez procedan del mismo taller. El femenino es también de gran calidad, mejor conservado que el masculino. El peinado "tupé de bolas", coincide con los jónicos posteriores al siglo V. Como el masculino, estaba policromado. En una mano sostiene un vaso de perfumes y la otra descansa. Por su calidad extraordinaria, los dos sarcófagos de Cádiz se sitúan a la del arte antiguo en Andalucía junto con las esculturas ibéricas de Porcuna. de 1300 fragmentos de escultura en Porcuna. No sabemos si lo realizaron los túrdulos o los hizo un escultor griego venido a Porcuna. Las esculturas recuerdan las arcaicas griegas, era pues una cultura muy helenizada, o esculpían como los griegos o contrataban artistas griegos. Formaban parte de un monumento funerario.

cabeza Grupo a