You are on page 1of 27

EL CONOCIMIENTO CIENTÍFICO DEL CUERPO HUMANO.

PENSAMIENTO MORFOLÓGICO (I): LA ANATOMÍA DESCRIPTIVA (SIGLOS XVI-XVIII)

Enrique Perdiguero Gil
División de Historia de la Ciencia Universidad Miguel Hernández

Enrique Perdiguero. Anatomía descriptiva. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. ISSN: 1576-4826

INDICE

Esquema

3

Contenido

4

Bibliografía

22

Ilustraciones

39

Algunos recursos en Internet sobre Historia de la Anatomía

43

2

.2.4. Anatomía descriptiva.Los llamados postvesalianos: Colombo.5..2. 3 .1..3.1..La escuela anatómica valenciana 4. la anatomía microscópica.La labor de complementar la anatomía descriptiva 4.Los antecedentes de la anatomía descriptiva renacentista 2. de la enseñanza en las universidades.La obra de Vesalio 3. Fabrizio.2.La obra de Samuel Thomas Sömmerring como culminación Leyden..1.La anatomía de los siglos XVII Y XVIII 4.La influencia de la recuperación del saber clásico.1.Los llamados prevesalianos: Benedetti.. Valverde... Eustaquio 3..El Humanismo renacentista y la influencia artística 3.La anatomía descriptiva dentro de los saberes sobre el ser humano en estado de salud 1.. Pensamiento morfológico (I): la anatomía descriptiva (siglos XVI-XVIII) 1. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2.Enrique Perdiguero.. Londres. de la práctica disectiva y de la cirugía 2.3.El desarrollo de la anatomía descriptiva a partir del siglo XVI: justificación del punto de partida 2. Fallopio. Edimburgo 4.La “Anatomía” de Mondino de Luzzi (1316) 3... Berengario de Carpi 3. la anatomía quirúrgica y topográfica y la anatomía comparada 1.La anatomía renacentista 3. Zerbi.Desplazamiento hacia el norte de los centros de docencia e investigación: París. ISSN: 1576-4826 El conocimiento científico del cuerpo humano. la anatomía patológica...La anatomía descriptiva y su relación con la fisiología.2..

4 .La anatomía descriptiva dentro de los saberes sobre el ser humano en estado de salud 1. para pasar luego a estudiar las manifestaciones morbosas que en él se presentan e intentar solucionarlas. estudian primero el ser humano en estado de salud. Este proceder. sin embargo. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. señalar que a la anatomía comparada. y contextualizar el marco en el que se ha desarrollado -a partir de aquella. requiere.Enrique Perdiguero. la búsqueda de la correlación entre la lesión y la enfermedad. de manera más directa. que a la hora de considerar ciertas obras y líneas de pesquisa intelectual llevadas a cabo por autores del pasado. fue también tarea que ocupó a los anatomistas.La anatomía descriptiva y su relación con la fisiología. de la que nos ocuparemos en el tema dedicado a la estequiología. Así ocurre con la anatomía microscópica. provoquemos una separación artificial entre disciplinas cuyas fronteras no estaban dibujadas cuando acometieron su tarea. Para realizar este estudio sistemático individualizamos. una serie de disciplinas que.1. La anatomía patológica. la anatomía patológica. la anatomía microscópica. como ya se vio en la asignatura Teoría y Método de la Medicina. Pensamiento morfológico (I): la anatomía descriptiva (siglos XVI-XVIII) 1. otra serie de tareas acometidas por los anatomistas las separamos de este primer tema dedicado a la anatomía descriptiva para considerarlas en otros. al dedicar este primer tema a considerar cómo se fue constituyendo el conocimiento moderno sobre la morfología del ser humano. de William Harvey (1578-1657)?. Anatomía descriptiva. la quirúrgica y la topográfica -como desarrollos de la tarea morfológica. por ejemplo. Así. Baste citar la obra de Giovanni Battista Morgagni (16821771) “De sedibus et causis morborum per anatomen indagatis” (1761). puesto que ambas disciplinas no se separarían totalmente hasta el siglo XVIII. conveniente desde el punto de visto pedagógico.la medicina científica moderna.. ¿Qué puede decirse. la anatomía quirúrgica y topográfica y la anatomía comparada Iniciamos con este tema.dedicamos el tema inmediatamente posterior al presente. el estudio sistemático de la constitución de los saberes y las prácticas de esta última.. de una obra como la “Exercitatio anatomica de motu cordis et sanguinis in animalibus” (1628). tras haber visto cómo fue el proceso de vigencia y difusión de la medicina clásica griega. muchas de las obras morfológicas eran también obras en las que no podía dejar de considerarse la fisiología. contribuyeron a este proceso. Sin embargo. Pero de su desarrollo nos ocuparemos en los temas dedicados a la patología. ISSN: 1576-4826 El conocimiento científico del cuerpo humano. Por último. nos vamos a centrar en aquellas aportaciones que. Igualmente. desde el punto de vista del curriculum médico actual.

como señala Laín.Enrique Perdiguero. es necesario reconocer su papel de piedra angular de la anatomía moderna. El pergameno culminó la tradición anatómica anterior. basados principalmente en la obra de Galeno de Pérgamo. se pretende expresar la figura del animal vivo en la plenitud de su movimiento vital. en la que lo importante era el estudio del ser humano -el iatrocentrismo morfológico que perdurará hasta comienzos del XIX. Pero fue con Galeno con quien apareció una expresión total. conviene señalar que nos centramos en el siglo XVI porque fue cuando el saber morfológico se independizó de los planteamientos tradicionales. a través de la disección humana como medio de conocer las formas anatómicas en sentido estricto. la obra de los anatomistas del XVI ha sido considerada según se realizase con anterioridad a la aparición de la “Fabrica” -prevesalianos. como en su caso. Una anatomía. Por poner un ejemplo. al servicio de la medicina. para estudiar el proceso de constitución de la anatomía moderna hay que considerar esta centuria como punto de partida. al hablar del período alejandrino. como ya hemos señalado. árabes y médicos escolásticos y bajomedievales. sino que desde finales del siglo XIII se vino dando un resurgir de la práctica anatómica que condujo a la realidad de la anatomía renacentista. e inició su desarrollo como disciplina crecientemente independiente dedicada al estudio de las formas anatómicas.aunque. fuese a través de la disección de animales. ya nos hemos referido. Ello no quiere decir que no hubiese con anterioridad investigación anatómica. ISSN: 1576-4826 1. al tiempo que gran cantidad de material. Un último apartado lo dedicaremos a apuntar muy brevemente algunos rasgos de 5 . en la que. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2.o con posterioridad a la publicación del tratado del bruselense -postvesalianos-. orgánica y ordenada de la anatomía intencionalmente humana al servicio de la medicina.2. evidentemente.la anatomía galénica será el contexto morfológico sobre el que se basará la medicina hasta el siglo XVI. estructurando estos saberes y aportando sus logros personales para edificar por vez primera verdaderos tratados de anatomía -de ellos han llegado hasta nosotros veintitrés-.de autores como Herófilo y Erasístrato. Nos ocuparemos de este proceso a continuación. como luego comentaremos. Así. Consecuencia del proceso de vigencia y difusión del que ya nos ocupamos en temas anteriores -bizantinos. que aportaba un rico bagaje conceptual y metodológico. En ella. la obra de los prevesalianos. a la labor basada en la disección de cadáveres humanos -y parece que también en la viviseccción. Por ello. la figura de Andrés Vesalio (1514-1564) y su “De humani corporis fabrica” (1543) es el hito a partir del cual se dibuja el paulatino abandono de las tesis anatomofisiológicas galénicas y el atenimiento a la observación rigurosa. Respetaremos esta periodización para dar cuenta del proceso de constitución de los saberes morfológicos en la centuria renacentista.. Aunque la significación de la obra de Vesalio. no surgió de la nada. Pero. ha sido sometida a matizaciones en los últimos años.El desarrollo de la anatomía descriptiva a partir del siglo XVI: justificación del punto de partida En cuanto al tema que nos ocupa. del propio Vesalio y de los anatomistas que dieron a la luz sus tratados con posterioridad a la “Fabrica”. Pero una anatomía que es en realidad anatomofisiología. Anatomía descriptiva.

fue en las universidades creadas a partir de finales del siglo XII donde se comenzó de manera generalizada a enseñar medicina. del que ya nos hemos ocupado en otros temas. París -al igual que Oxford.La influencia de la recuperación del saber clásico. en el que también influyó la recuperación de las obras aristotélicas. las regiones más ricas de la Europa occidental de entonces. En su mayor parte. Niccolò da Reggio (fl. el renacer de un notable interés por la filosofía de la naturaleza. Bolonia contó con enseñanza médica en su universidad desde el año 1180. de la enseñanza médica. el saber anatómico estaba contenido en traducciones.Los antecedentes de la anatomía descriptiva renacentista 2. dentro de ellas. Salamanca desde 1218. o bien en los árabes. La recuperación de los escritos galénicos supuso un ejemplo a imitar y un marco para la investigación del cuerpo humano. el proceso de recuperación de los escritos clásicos. Algunas versiones estaban muy lejos de ser perfectas y eran frecuentes las contaminaciones léxicas y semánticas latinoárabes de interpretación no siempre fácil. ya se mostró entre los siglos XII y XIII un interés por la anatomía con aplicación a la medicina. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2.. 6 .de la enseñanza en las universidades. Padua desde 1222. Angers desde 1250. bastante fiel al original griego y de la que hasta entonces tan sólo se disponía de una versión abreviada (“De juvamentis membrorum”). 1315-1348) hizo una versión latina completa de “Sobre el uso de las partes” (1317). 2.desde el 1200. Toulousse desde 1229. ISSN: 1576-4826 la tarea de los anatomistas del XVII y del XVIII consagrada. fundamentalmente. Otro factor que hay que tener en cuenta en la recuperación anatómica es la creación de las universidades y. especialmente de aquellas más directamente relacionadas con la biología. los conocimientos anatómicos en torno a los años finales del siglo XIII estaban directamente basados en Galeno. Obras anatómicas no disponibles hasta entonces pasaron a estar accesibles para los estudiosos en el siglo XIV. de obras griegas o grecoárabes. la obra galénica más importante sobre anatomofisiología. Siena desde 1246. Aunque se había enseñado medicina con anterioridad en ciudades como Salerno -tuvo estudio desde 1280. Anatomía descriptiva. del árabe al latín. Así pues. Así. Nápoles desde 1224.1037). de la práctica disectiva y de la cirugía Como ocurrió para la medicina en general.1. En Salerno. pero sólo se procedió a la disección de cerdos. en general. Cambridge desde 1225. Francia y España en los siglos XIII y XIV.Enrique Perdiguero. a completar del modo más riguroso posible la descripción de las formas anatómicas.y Montpellier -con ‘studium generale’ desde 1220. sobre todo en Italia. supuso también la asimilación de las obras que mostraban la concepción anatomofisiológica de Galeno y.. que fue más allá de la mera enumeración de los nombres y los números de las partes que se pueden encontrar en Isidoro de Sevilla (570-636) o en el “Canon” de Avicena (980. uno de los centros de este proceso.

de persuasión pública. la práctica de la demostración anatómica -vía disección. la existencia de los diversos curricula médicos sistematizó la transmisión y reforzó la autoridad de un cuerpo de obras. a la que nos referiremos inmediatamente. Pero no sólo la enseñanza universitaria de la anatomía. que inmediatamente retomaremos. y muchas otras ciudades siguieron esta estela a lo largo de las dos centurias posteriores. de despedazar los cadáveres de las personas de relieve 7 . en los que junto a su valor pedagógico -cuando las disecciones fueron más frecuentes-. la bula a lo que se oponía era a la costumbre. conviene señalar brevemente que con frecuencia se ha considerado erróneamente la bula de Bonifacio VIII “Detestanda feritatis” (1299) como un documento eclesiástico contrario a la disección. Los médicos formados en las universidades reclamaron una superioridad intelectual y social sobre todos los demás que practicaban la medicina y esto. tuvo efectos duraderos en su constitución como profesión con pretensiones de monopolio sobre la gestión de todo lo relacionado con la salud y la enfermedad. que se formaba en la medicina galénica. conceptos y técnicas médicos que proporcionaron la base para prácticas y creencias médicas que se diseminaron ampliamente por toda la sociedad. lo hacía en una medicina que reclamaba para sí el estatuto de verdadera scientia. un conocimiento racional que requería mostrar un dominio del cuerpo humano superior al de aquellos que practicaban la medicina como una mera ocupación manual. En este contexto. el médico universitario. por ello. ISSN: 1576-4826 Lérida y Valladolid desde 1300. tal y como muestran numerosos ejemplos. Estas disecciones públicas fueron posteriormente realizadas en lugares especiales.Enrique Perdiguero. incluso de fiesta. al menos una vez al año. Lo que el médico universitario mostraba en estas disecciones era que el cuerpo era comprensible. la acción y el uso de las partes -la anatomofisiología galénica-.para conocer las posibles causas de una muerte en la que se sospechaba envenenamiento o simplemente se quería ver el alcance de una herida. como se verá en otro tema. los ‘teatros’ anatómicos. los médicos universitarios. a través del conocimiento de la forma. Así. En realidad. en presencia de los personajes más influyentes de la ciudad donde estuviese situada la universidad. sobre todo a partir de la obra de Mondino en Bolonia. el posible reflejo de una enfermedad o incluso la posibilidad de que pudiese heredarse un determinado padecimiento. pues. Así ha de interpretarse la aparición en los estatutos de las universidades de la detallada prescripción de las disecciones públicas. Anatomía descriptiva. siempre estuvo presente la vertiente de ritual cuasirreligioso. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. de celebración. entre los cuales ha sido especialmente estudiada la ‘función anatómica’ boloñesa. Además. La medicina racional universitaria era. consideraron conveniente hacerlo a través de la práctica pública de la disección. tal y como muestran variados testimonios.pasó a ser un componente fundamental de la enseñanza universitaria. una medicina que tenía su base en la anatomofisiología galénica y. para mostrar la superioridad de su conocimiento. Esta también se realizó por razones médico-legales -cada vez más desde 1250. influyó en el aumento de la disección. más difundida en el norte de Europa. Aunque estas universidades formaron sólo a un pequeño grupo de los que practicaban las medicina en la Baja Edad Media.

la situación parece ser más compleja. 1298-1368). menos probable. en íntima relación con su más conocida obra quirúrgica. Algunos autores han visto en esta práctica un impulso de la práctica disectiva y. donde a partir de 1340 se fijó la obligación de realizar disecciones públicas. y la actitud cultural frente al cadáver presentaba diferencias en el entorno europeo que pueden dar razón de las diferentes actitudes frente a la disección. El cadáver era. Este matiz parece no estar presente en las sentencias de los jueces italianos. Por el contrario. contiene también una sección consagrada a la anatomía. 2. En el mismo sentido hay que apuntar la preocupación en la fundamentación anatómica para la práctica quirúrgica de Guy de Chauliac (ca. por lo que aquél dejaba de tener una relación directa con la persona que había sido en vida. La práctica disectiva era. Así ocurría en Bolonia. lo eran precisamente porque la práctica anatómica se consideraba un castigo añadido sobre el cuerpo. Los sujetos que eran dedicados a la disección.La “Anatomía” de Mondino de Luzzi (1316) 8 . en el norte de Europa la separación entre el cuerpo y el alma se veía como un proceso gradual. un freno de aquellas. a la actitud papal. que podía ofrecer una ayuda inestimable para la práctica quirúrgica. Incluso se ha apuntado la fascinación por la búsqueda de estigmas de santidad en los cuerpos de personas con fama de tal en vida. conviene resaltar la figura de Henri de Mondeville (1260-ca. tras una introducción quirúrgica general. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Anatomía descriptiva. Mondeville fue autor de obra anatómica. ISSN: 1576-4826 muertas fuera de la patria para transportar más cómodamente sus restos mortales y enterrarlos en diferentes emplazamientos.. en este período. un verdadero tratado anatómico. que se correspondía con la lenta descomposición del cadáver y su reducción a huesos y tejidos duros. sensible o semianimado. pero sí el embalsamamiento y la desmembración que portaba todavía parte de esa vida que se iba escapando a la propia tierra. Sin embargo. por lo tanto. que llevó consigo la tradición anatómica boloñesa a Montpellier. también fue existiendo un interés creciente por la anatomía. pues. donde los cirujanos podían formarse en la universidad y donde el interés por la anatomía puede ejemplificarse en figuras como Guillermo de Saliceto (1215-1280?). En su “Chirurgia Magna” (1363) incluyó. todavía con una cierta vida que se iba escapando. pues era objeto de memoria y conmemoración -de ahí que interesase su integridad-. Formado en esta tradición. Esto no quiere decir que no preocupase el cadáver. de evidente filiación árabe y de planteamiento esencialmente topográfico. se ha señalado que en Italia la muerte era considerada como una separación definitiva y rápida del cuerpo y del alma. todavía portador de una cierta identidad de la persona. activo.Enrique Perdiguero. Por último. El cadáver tendía a ser visto en el entorno italiano como inactivo o inerte y. 1320).2. los ajusticiados. Así. cuyo tratado de medicina práctica y cirugía escrito en torno a 1270. era más fácil acercarse a él como un resto en el que efectuar una autopsia o una disección. Otros ejemplos posteriores se dieron también en la universidad de Padua. quien conoció y manejó la traducción latina completa de “Sobre el uso de las partes” a la que anteriormente hemos hecho referencia. al menos donde ésta tenía un estatuto universitario. es necesario señalar que desde el mundo de la cirugía.

Enmarcada en el interés por la disección anatómica que había creado el estudio directo del saber galénico que se estaba produciendo en Bolonia. la “Anatomia” de Mondino es un manual de disección construido a partir de los materiales galénicos y de Avicena que tenía disponibles.. Prescribe una disección a realizar en tres días. La obra de Mondino era totalmente galénica en su concepción anatomofisiológica -no así en su proceder disectivo. Desde este punto de vista. el disector y el demostrador. ISSN: 1576-4826 Pero la figura en la que se centran las principales tendencias comentadas hasta ahora fundamentalmente la utilización de la enseñanza anatómica en el marco de la universidad. en torno a 1500 el mundo occidental se encontraba en lo que fue percibido como uno de los cambios más importantes y de mayor alcance que había ocurrido en los últimos mil años: volver la mirada hacia atrás para recuperar los modos de hacer y de pensar de la Roma y la Grecia clásicas.1. dedicado cada uno de ellos a uno de los vientres: abdomen.El Humanismo renacentista y la influencia artística Como ya se comentó en un tema anterior. es Mondino de Luzzi (ca.1270-1326). ni buscar discrepancias con los textos galénicos clásicos -por ello no encontró prácticamente errores en el pergameno-. Su papel no era investigar. los órganos de la animación en el vientre superior. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. en este caso la de Bolonia-. por último. así como de su propia labor de disector. algo para lo cual no había modelo anterior y que explica su vigencia de más de dos siglos en la enseñanza de la anatomía. Este movimiento se dio en el 9 . Muchos de los estudiantes seguían los cursos en ambas materias. con la división de papeles entre el profesor. y por el interés en la filosofía natural que en la misma universidad creaba el estudio de la obra aristotélica.. para así basar en este conocimiento la racionalidad médica y también la admiración por la labor creadora de Dios objetivo de la filosofía natural-. sino mostrar a los estudiantes de medicina y filosofía el cuerpo y sus partes. tórax y cabeza. En posteriores relatos de cómo era llevada a cabo la disección siguiendo a Mondino se señala un cuarto día para la disección de las extremidades. luego los órganos de la vitalidad en el medio vientre. Su finalidad fue la ‘demostración’ anatómica en el marco universitario. profesor de medicina práctica en una de las principales universidades bajomedievales.y por su vigencia. en la que había una estrecha relación entre la enseñanza de la filosofía y de la medicina. siguiendo tanto el orden de corrupción como el lugar en el que están situados los órganos de la nutrición.La anatomía renacentista 3. 3. vitales y animales. y. fue el marco en el que se basó la conceptualización anatómica en las dos siguientes centurias: anatomizar primero los órganos de la nutrición en el bajo vientre. la obra de Mondino fue una verdadera innovación pedagógica y un modelo seguido por las universidades que fueron incorporando la enseñanza anatómica a través de la disección. Anatomía descriptiva.Enrique Perdiguero. siguiendo el esquema que tan bellamente muestra la edición veneciana de 1493.

Este movimiento general tuvo su repercusión directa en el campo de la anatomía. Anatomía descriptiva. Y los artistas. en Italia. no a la recreación de la tradición antigua. 1441-1523). colon. en géneros de literatura. en filosofía. 10 . tarea en la que nuevamente Silvio y Günther von Andernach jugaron un gran papel al incorporar términos como crural. 1478-1555) -que había llevado a cabo una revisión (1528) de la versión de Niccolò da Reggio de “Sobre el uso de las partes”. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. o Antonio Pollaiuolo (1432-1498). extraordinariamente facilitada por la generalización de la imprenta. buscaron aumentar su conocimiento anatómico para poder así esculpir y pintar el cuerpo humano de la manera más real y natural posible. en matemáticas y astronomía. especialmente en las ricas y ostentosas ciudades estados del norte de Italia. En escultura. a la recuperación de textos de los antiguos -la obra de Galeno se publicó en griego en Venecia en 1525. llevó al fenómeno del humanismo médico. pues se trató de derivar toda la terminología anatómica del griego. hábiles disectores. La diseminación de los mismos fue.Enrique Perdiguero. gástrico. Luca Signorelli (ca. El hecho de volver atrás en busca de los mejores modelos del mundo antiguo llevó al ‘progreso’. además. pericráneo. mucho mejor conocidas gracias a ellos. El intento de revivir la Antigüedad Clásica en un nuevo mundo llevó. Así mismo. Entre los que mostraron gran interés por la anatomía suele subrayarse a artistas como Donatello (1386-1466). en Venecia y Florencia. en cualquier campo de la actividad de la Antigüedad Clásica. esto es.prepararon resúmenes para la enseñanza anatómica a partir de las fuentes galénicas clásicas. la pretensión de superioridad de la cultura griega sobre la latina. que tuvo también fuerte impronta sobre la labor anatómica. En lo que al mundo de la medicina se refiere esta tendencia. en este caso en el terreno terminológico. y un anatomista humanista como Günther de Andernach (1487-1574) realizó una nueva versión de “Sobre los procedimientos anatómicos” (1531) que permitió conocer de manera más exacta el proceder anatómico de Galeno. arquitectura. Dentro del mismo movimiento renacentista la vuelta al arte clásico también fue. ISSN: 1576-4826 área económicamente dominante del occidente europeo cristiano. se propuso la vuelta a los modos de hacer de los grecolatinos. de manera no intencional pero sí inexorable. como ya hemos señalado. etc. pero también en Roma. uno de sus rasgos fundamentales. como ya comentamos. expurgando las impurezas debidas a los árabes. esto es. se tradujeron en la segunda década del siglo XVI varios tratados anatómicos de Galeno. Así. sistema coronario. Una segunda fase del movimiento fue el Helenismo. Silvio (Jacques Dubois. a la sensación de ir avanzando y a la consideración positiva de este proceso. tal y como ha estudiado Maravall (1966). Andrea del Verrochio (1405-1488).para conocerlos directamente en su idioma original o en versiones latinas lo suficientemente exactas como para que no apareciesen contaminaciones. como se pretendía. cístico. Ambos fueron. pintura. sino a la creación de una nueva. con el fin de volver a la perfección de los desnudos humanos de la escultura clásica y de plasmar también tal perfección en la pintura. en idiomas (latín clásico y griego). tanto Günther von Andernach como su compañero en la facultad de medicina de París -centro de la anatomía galénica-. asimismo. en política.

pero sólo ha sido accesible desde inicios del presente. 1450-1502). las dos más importantes del mundo en ese momento. Hipócrates y Galeno). Anatomía descriptiva. Achillini (1463-1512). por lo que alcanzó gran popularidad. Aristóteles. y parte al Palacio de Windsor. como transición entre los modos escolásticos y la mayor confianza en la disección.Enrique Perdiguero. pero basado directamente en Galeno. siguiendo el esquema que el boloñés fijó a inicios del XIV. fue pionero en las técnicas de inyección de cera. Cannano (1515-1579). Se reimprimió en París en 1514. su influencia en la anatomía renacentista fue escasa. lo cual permitió que su renovado vocabulario de términos morfológicos lograra también influencia en la Europa septentrional.2. que representó en numerosas notas anatómicas cuyas técnicas gráficas son de gran interés. y uno de sus empeños fue el empleo riguroso de terminología griega.Los llamados prevesalianos: Benedetti. Zerbi. Berengario de Carpi En este contexto humanista y helenista es en el que hay que situar la obra de los anatomistas que publicaron sus obras con anterioridad a la “Fabrica” de Vesalio. que llegó a ser en 1490 profesor ordinario de medicina práctica en la Universidad de Padua. Della Torre (1478-1511). con el fin de poder plasmar en sus obras correctamente el cuerpo humano. Sin embargo. Llevó a cabo disecciones en Milán.del veronés Alessandro de Benedetti (ca. En la línea del helenismo hemos de situar la “Anatomice sive historia corporis humani” publicada en Venecia en 1502. para lo que les resultaba especialmente útil la disección de los músculos superficiales. Dentro de este movimiento hay que situar la labor de Leonardo da Vinci (1452-1519). pero probablemente escrita entre 1493 y 1497. Nos vamos a centrar en tres. el norte de Italia y especialmente las universidades de Padua y Bolonia. Además. resulta conveniente anotar que fue el primero en proponer el uso del ‘teatro’ -del 11 . Sin embargo. especialmente representativos de las tendencias del inicio de la anatomía renacentista. otros muchos autores de este período merecerían ser citados por sus contribuciones como Benivieni (ca. Los tres siguieron la estela de Mondino y escribieron libros para acompañar la disección del cuerpo humano. parte a la Biblioteca Ambrosiana de Milán. tanto en reposo como en movimiento. Allí estuvo el principal conjunto desde finales del siglo XVII.. 3. cuyo interés por la anatomía fue mucho más intenso. Benedetti. puesto que sus anotaciones quedaron en su mayor parte inéditas y sufrieron una complicada peripecia que llevó. 1450-1512). Así mismo. que se iría produciendo a lo largo de la centuria. Utilizó tan sólo fuentes griegas en su obra (Platón. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. El breve tratado anatómico de Benedetti era galénico. Florencia y Roma. Zerbi y Berengario de Carpi. Todos ellos trabajaron en el área donde la enseñanza de la anatomía había comenzado con asiduidad dos siglos atrás. Massa (1499-1569). Muchos artistas observaban cuidadosamente disecciones realizadas en las universidades. debido a los conocimientos del idioma griego de su autor. ISSN: 1576-4826 del que se dice realizó sus propias disecciones.

Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Su tratado anatómico “Liber Anathomie Corporis Humani”. En esta universidad. especialmente Galeno. Berengario todavía. y el tratado que consagra a los órganos abdominales es bastante completo. Anatomía descriptiva.Enrique Perdiguero. entre los que De Zerbi situaba siempre por encima a Aristótoles. En su obra se conjuga el comentario de las autoridades con la información obtenida a través de la disección. la existencia de la ‘rete mirabile’ que no conseguía encontrar en sus disecciones. había una fuerte relación entre la formación médica y la filosófica y De Zerbi desarrolló carrera profesoral en ambas materias. y realizando gran número de disecciones. dedicándose con el paso del tiempo especialmente a esta última disciplina. a pesar de su confianza en la propia observación. se formó en Padua y fue profesor tanto en esta universidad como en la de Bolonia. Su obra. como verdadero manual de disección destinado a substituir al de Mondino. 12 . comenta y discute numerosos autores. Gabriele de Zerbi (1445-1505). que actuaba como la del Véneto al igual que en la de Bolonia. Consideraba a la anatomía parte de la medicina teórica. está llevando a cabo una anatomía que pretende la demostración del cuerpo humano según los antiguos. tras dedicarse a la práctica de la cirugía. 1460-1530) se formó en Bolonia y frecuentó el círculo de los más afamados humanistas de su época. publicado en Venecia en 1502. de la medicina teórica. Pero ello no necesariamente le llevó a enfrentarse con el pergameno -la función de la rete mirabile pasa a ser realizada por las pequeñas arterias del tejido cerebral-. Utiliza el método de los comentarios como modo de encontrar concordancias entre las autoridades. no de las artes. al que consideraba verdadero seguidor de la anatomía galénica. al igual que la de De Zerbi. pero también llevó a cabo disecciones. su consideración de la anatomía fue diferente de la de De Zerbi. Negó. al que ataca con frecuencia. Fue autor de unos “Commentaria cum amplissimis additionibus super anatomia Mundini” (1521) en los que trató de perfeccionar la labor de su antecesor en el estudio boloñés. considera a la anatomía como una actividad manual y práctica. por ejemplo. Así.para la demostración anatómica. La gran extensión de la obra fundamental de Berengario hizo que publicase un compendio de su tratado “Isagogae Brevis” (1522). Berengario. sobre todo más al disector que al anatomofisiólogo. Al final de su vida. Berengario de Carpi (ca. llegó a ser profesor de cirugía y anatomía en la propia universidad de Bolonia. ni a que disminuyese su admiración por él como verdadero anatomista. podemos situarlo en la línea humanista de estudio pormenorizado de las autoridades. en la experiencia. cirujano de formación y profesión. Berengario se permitió rectificar en varios puntos a Galeno. citando y comparando numerosos autores. para pasar luego a la corte papal de Roma y retornar de nuevo como profesor a Padua. ISSN: 1576-4826 mismo tipo que se usaba para las representaciones dramáticas en la Antigüedad Clásica. Berengario confía en los sentidos. Si acabamos de comentar que éste la consideraba como parte de la scientia. y en esta confianza dice seguir a Galeno. entre ellos el propio De Zerbi. en la observación. Sin embargo. también veronés.

en una familia de médicos y boticarios que tradicionalmente había estado al servicio de la familia imperial. Anatomía descriptiva. por supuesto. se formó inicialmente en Bruselas y Lovaina. El origen concreto de esta serie se desconoce. Se involucró en esta tarea a la par que adquirió gran habilidad en la disección. Un puesto de bajo estatus que con su actividad dignificaría y llevaría al nivel de profesor de anatomía. el propósito general de estas imágenes no era mostrar la estructura del cuerpo humano. óseo. dentro de la reorganización que se estaba llevando a cabo del estudio patavino. especialmente en Persia. en el que con apariencia todavía medieval -la postura en rana -.. el útero. normalmente con un feto dentro.La obra de Vesalio En este contexto que venimos dibujando hemos de situar la obra de Andrés Vesalio (1514-1564).habitualmente nueve-. las primeras ilustraciones anatómicas pues. Se desplazó entonces a Padua. Su formación médica la adquirió en París. No son. y en especial con la recuperación del Galeno anatomista que ya hemos mencionado. el hígado y otras vísceras. venoso. para hacerse cargo de las demostraciones de anatomía y las lecciones de cirugía. se pretendió ya una representación más exacta de algunas estructuras anatómicas. La transición se fue produciendo con las ilustraciones que aparecieron en las sucesivas ediciones del “Fasciculus medicinae” de Johannes de Ketham. La finalidad de éstas no era el reflejo exacto de la realidad. y una última imagen con el cerebro y los ojos. junto con otras imágenes que mostraban los genitales. La situación bélica en Francia le obligó a retornar a su país sin acabar sus estudios en París. donde aprendió latín. En la serie se mostraban ilustraciones de los cinco sistemas (arterial. han llegado hasta nosotros manuscritos medievales que muestran esquemas de algunos sistemas corporales. Nacido en Bruselas. sino en cualquier universidad que pretendiese ser puntera. no sólo en Padua. griego y algo de hebreo. a pesar de la rudeza que siguen mostrando algunas de las imágenes. nervioso y muscular). por lo que obtuvo su título en Lovaina en 1537. 3. al margen de las inéditas notas de Leonardo. en la tradición de lo que se ha venido en llamar la “serie de cinco imágenes”. cuya carrera como anatomista absorbió tanto la tradición parisina como la patavina para crear una de la obras con mayor impacto en la Historia de la Medicina. ISSN: 1576-4826 Otro aspecto relevante a reseñar de las obras de Berengario de Carpi es que son libros ilustrados. Otros dibujos pretendían mostrar los lugares donde sangrar o las posibilidades de sanar según el lugar donde se hubiese producido una herida. con un claro fin didáctico. el estómago. En realidad. 13 . donde entró en contacto con el humanismo médico reinante. sino servir como recuerdos nemotécnicos o como esquemas visuales de una determinada doctrina teórica. lo que explicaría su difusión también en el Medio Oriente.3. Pero los autores están de acuerdo en señalar que es con Berengario cuando por primera vez se ponen en relación las ilustraciones con el texto. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2.Enrique Perdiguero. pero parece situarse en el galenismo alejandrino de la Antigüedad tardía. donde obtuvo el grado de doctor y fue contratado.

pero también del mono y de otros animales como el perro. Desde el punto de vista de la ilustración anatómica ya supusieron una ruptura con las anteriores. porque el proyecto anatómico de conjunto de Vesalio fuera diferente al de Galeno. y por eso mismo se separó de la anatomía galénica. Llevó a cabo el proyecto de investigación anatómica de Galeno en cadáveres humanos y ello le permitió atenerse a lo que veía -el libro ya no era el texto galénico.en los que ya contó con la pericia como artista de Kalcar. las “Tabulae anatomicae sex” (1538). Pero no. sino precisamente por su interés en seguir al pergameno hasta sus últimas consecuencias a la hora de investigar la estructura corporal humana como base de la medicina. 14 . el más galenista de los anatomistas renacentistas. Una gran diferencia se dio sin embargo entre ambos. la vena cava. Pero era una anatomía fundamentalmente galénica.Enrique Perdiguero. A la hora de exponer su obra. sino el propio cuerpo que se disecaba. el modo de describir la parte). por vez primera. ISSN: 1576-4826 En Padua comenzó su actividad docente rompiendo con el sistema didáctico vigente. basada en la disección humana. En los grabados se muestran el hígado. procediendo como Galeno. reeditada con numerosas variaciones en 1555. la gran arteria (aorta) y los huesos de todo el cuerpo. Este tratado de más de seiscientas páginas supuso la completa exposición. Anatomía descriptiva. como nos muestra Laín. Aquí resulta fundamental tomar en consideración la diferencia lainiana entre el contenido del saber anatómico y el estilo del saber anatómico (y dentro de él. Vesalio fue. por su interés en mostrar con gran detalle las estructuras y por su clara vocación didáctica.los esqueletos. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. abandonando así su carácter de demostración para transformarse en una tarea de verdadera observación del cadáver y de atenimiento a lo que en él se veía. Con todo. publicó una serie de seis grabados para la enseñanza. así en cierto modo. pasando a enseñar anatomía con el cadáver. el atenimiento a las estructuras anatómicas le separó también de las concepciones anatomofuncionales de Galeno. Para ayudarse en su labor docente y fruto de su constante labor de investigación anatómica. los órganos de la generación masculinos y femeninos. Así. el disector y el demostrador. de la anatomía humana atenida a lo observado en los cadáveres. que a su vez debía ser la base de toda la medicina. el enfrentamiento con Galeno. según una imagen estructural. Vesalio tuvo acceso realmente al cadáver humano y.y edificar sobre esta premisa su anatomía. Es célebre el episodio en el que mostró este nuevo sistema de enseñanza cuando se le invitó a dar una serie de clases en la universidad de Bolonia. al que los autores identifican como uno de los discípulos de Tiziano participantes en las ilustraciones de la “Fabrica”. uniendo en su persona las funciones que hasta entonces desempeñaban separadamente el profesor. disecando y mostrando por sí mismo. estas primeras láminas de Vesalio son reflejo del vuelco que produjo en la enseñanza anatómica al ser él mismo el que realizaba las disecciones. por supuesto. La febril actividad que el joven Vesalio desarrolló en Padua se vería plasmada en su magna obra “De humani corporis fabrica” (1543). como se ha señalado en ocasiones. tres dibujados por él mismo y otros tres . vio cosas que aquel no pudo ver en los animales que le sirvieron en su práctica disectiva. Ello suponía.

Vesalio no sigue a Galeno en su idea descriptiva cuando. vital y animal de la naturaleza humana.Enrique Perdiguero. describiéndose el contenido de las cavidades abdominal. por el contrario. muy renacentista. las venas. el miembro inferior -pie y pierna-. los músculos y los ligamentos. En realidad. a esta consideración arquitectónica y estructural va a unirse otra. libros III y IV) c) sistemas animadores o impulsivos (órganos contenidos en las tres cavidades. se pueden distinguir tres partes: a) sistemas constructivos o edificativos del cuerpo (huesos. la sólida estructura central en que se apoya la edificación entera. 1997). Sólo así podía describirse. La obra de Vesalio es pues un típico producto renacentista en el que se mezclan la tradición y la modernidad y en la que se pueden encontrar elementos que lo separan y lo unen a sus antecesores. hace su vida en el mundo. En ellos queda patente su mentalidad estructural o arquitectónica (el cuerpo como pura forma. torácica y craneal. Galeno (Cunningham. torácicos y cefálicos como instrumentos respectivos de las facultades natural. libros I y II. conexión. susceptible de movimiento local). siguiendo un estilo de descripción claramente anatomofuncional. para ello. reemplazando la teleología galénica por una imagen arquitéctonica y estructural. su proyecto anatómico. se ocupa en su obra de dar una idea completa de la ‘fábrica del cuerpo humano’ y. describe sucesivamente el miembro superior -con la mano como parte fundamental-. En la tercera parte Vesalio es galénico y considera a los órganos abdominales. Pero solo se separó en parte. en consecuencia. modificándolo racionalmente con sus manos. con otras palabras. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. el peso de la anatomofisiología galénica y de su visión 15 . En el conjunto de la fábrica vesaliana. pero a la hora de exponer su propia idea descriptiva anatómica. músculos y ligamentos. además. Vesalio. tras aludir brevemente al esqueleto y a los músculos. se separó del modo galénico de concebirla. por tanto. los más completos. era un proyecto de recuperación del anatomista clásico por antonomasia. En las dos primeras es más evidente la separación entre la idea descriptiva de Vesalio y la galénica. Anatomía descriptiva. porque además de en la descricpción de las cavidades. ISSN: 1576-4826 aunque Vesalio siguió a Galeno en su interés por iniciar las disecciones por los huesos. forma. VI y VII). para el pergameno éstos constituían el fundamento rector de una forma adecuada y visible. y su obra tenía que ser necesariamente un compromiso entre los nuevos modos a los que conducía resucitarlo en un nuevo contexto. torácica y cefálica. y todo el peso de la tradición. Así mismo es cuasigalénico en Vesalio el modo de la descripción de cada parte. En los tres últimos libros. libros V. funcional y aún galénica. situación. en el que se tiene en cuenta los tradicionales conceptos de número. Así siguió el modo ideal de disección galénico. las arterias y los nervios. Por tanto. según la idea galénica. en cuanto a contenido anatómico) b) sistemas unitivos o conectivos (venas. especialmente a los clásicos. en los cuatro primeros libros se ocupa respectivamente de los huesos. uso y oficio del órgano descrito. la cubierta osteomuscular de la cabeza y del tronco y el contenido de las cavidades abdominal. un animal bipedestante dotado de razón y que. arterias y nervios. sustancia. mientras que para el bruselense eran el fundamento sustentador de una estabilidad arquitectónica o.

aunque fuese siguiendo su propio programa. negando gran parte de los méritos que le han sido adjudicados. ilustración anatómica alcanzó un punto de no retorno. la imagen historiográfica que ataca de Vesalio parece. -especialmente los esqueletos y los hombres musculares. Como no podía ser de otro modo. y por la que el mismo Vesalio ya había transitado de modo que la firmemente con sus “Tabulae”. es evidente que alerta en la dirección de la extremada importancia que puede concedérsele a una figura aislada. La finalidad pedagógica de las ilustraciones. se opuso a la anatomia vesaliana. Vesalio publicó un “Epitome” (1543) para los estudiantes de medicina y para los que poseían un conocimiento limitado de la anatomía. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. los ataques a la tradicional anatomía galénica. y aquí las imágenes gozan de mayor consideración que el texto. Silvio. lanzando fuertes ataques al bruselense -que encontró defensores. especialmente en lo que se refiere a descubrimientos personales. relacionando texto con imagen.Enrique Perdiguero. Anatomía descriptiva. Pero junto a ellas es necesario resaltar las bellísimas y abundantes ilustraciones que aparecen en el libro. como luego veremos. en la que se iban consiguiendo 16 . En cualquier caso. y su interés por mostrar de la forma más exacta posible las estructuras anatómicas. junto con su innegable calidad artística. lo que mostró bien a las claras la dificultad. muy sesgada hacia los más exageradamente panegiristas del bruselense. al menos. ISSN: 1576-4826 teleológica sigue muy presente en la “Fábrica”. Su figura paso a ser referencia fundamental para anatomistas posteriores. sobre todo cuando están hechas desde su doble condición de profundo conocedor de la anatomía y de los idiomas clásicos. parcialmente dibujada. Barcia (1994) ha puesto en tela de juicio mucha de las aseveraciones vertidas sobre Vesalio. De todos modos. pasaron a ser características que cualquier monografía anatómica ilustrada posterior hubo de cumplir. y de la que tenían una imagen de progreso. El tratamiento unitario que dió a toda la anatomía humana.copiadas luego centenares de veces. sin duda. Sin poder poner en tela de juicio las afirmaciones de Barcia. las más famosas de la Historia de la Medicina. Vesalio consiguió dar un gran paso en la dignificación de la anatomía y otorgarle un puesto central en la formación médica. Hemos de señalar también que dado el enorme tamaño y volumen de la “Fabrica”. La senda tímidamente abierta por Berengario. Está también ilustrado. el atenimiento a la experiencia y habilidad de disector para enseñar la anatomía suelen apuntarse como razones para este impacto. sin tener en cuenta el contexto. y que son. como ejemplo de la importancia de la disciplina que ellos mismos seguían cultivando. como un reciente estudio de Siraisi (1997) se ha encargado de subrayar. Por otro lado. su antiguo maestro parisino. a la corrección de errores anatómicos galénicos y a la claridad y vigor de sus descripciones. la obra de Vesalio no alcanzó aceptación generalizada. Los seguidores de la anatomia galénica en su versión más pura no aceptaron la novedad de la “Fabrica” Así . parece fuera de toda duda que el impacto de la “Fabrica” y del modo de enseñar vesaliano fue enorme. encuentra aquí su máxima expresión. recientemente. que en el ámbito del Renacimiento suponía enfrentarse a los antiguos. entre sus discípulos valencianos-. Pero en conjunto.

y la esplacnología (trompas uterinas). con quien estuvo en Pisa y Roma. Fue reeditada varias veces. pero mejor que el que podía obtenerse a través de los textos. y rectificó varios detalles anatómicos de la “Fabrica”. el mayor estatus del que gozaron en las universidades y el realizar su obra en el ámbito italiano suponen características comunes a las que se unen las aportaciones que realizaron al conocimiento anatómico. autor de una “Historia de la composición del cuerpo humano” (1556).la abundante utilización de la práctica disectiva llevada a cabo por ellos mismos. Era un conocimiento basado en lo que se observaba. Nos referiremos muy brevemente a algunos de ellos. un conocimiento de segunda clase con respecto al que se ocupaba del de las causas. Anatomía descriptiva. Gabriele Fallopio (ca. en lo que se veía a través de la disección. Su “De re anatomica” (1559) obra no ilustrada describió la circulación menor. pasó luego a ser profesor de anatomía en Pisa. 17 . 1525-1588). pero realizadas a partir de planchas de cobre que permitían un trazo más fino que los bloques de madera. dientes. Eustachio Fabricio. tema del que nos ocupamos al hablar del pensamiento fisiológico. Publicó un obra sin ilustraciones en 1561.Enrique Perdiguero. discípulo y sucesor de Vesalio en Padua. hemos de considerar al palentino Juan Valverde de Amusco (ca. Unido en su carrera anatómica a Colombo. y por último en Roma. estable que podía ser atestiguado por otros que veían lo mismo. cierto. la neurología (nervio troclear y pares craneales). ISSN: 1576-4826 mayores conocimientos sobre el cuerpo humano. Como postveslianos son conocidos una serie de anatomistas que efectuaron su labor y publicaron sus obras con posterioridad a la aparición de la “Fabrica”. Seguía pues siendo. siendo especialmente valiosas sus descripciones de los músculos de la laringe y del ojo. 1515-1558). siendo traducida al italiano y al latín. Valverde. Fallopio. Está bellamente ilustrada con figuras basadas en la “Fabrica”. en las que comenta con gran consideración hacia el bruselense una serie de errores de Vesalio y realiza bastantes aportaciones novedosas fruto de de su propia investigación anatómica en ámbitos como la osteología (centros de osificación. aparato auditivo). la miología (musculatura de la cabeza y del ojo).4. por lo que fue un libro de anatomía bastante usado durante el XVI y el siglo siguiente. Si bien no todos ellos llevaron a cabo la pesquisa anatómica con un proyecto intelectual similar al del bruselense Colombo tomó como norte la practica anatómica alejandrina y Fabricio siguió un esquema de investigación totalmente aristotélico. Realdo Colombo (ca. por lo que por esta senda caminaron otros anatomistas del XVI. 1523-1561) ocupó también la cátedra anatómica de Padua desde 1551 hasta su muerte. Era además un conocimiento firme. las “Observationes anatomicae”.Los llamados postvesalianos: Colombo. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. impresa en Roma. los más sobresalientes. fundamentalmente vesaliana aunque lo rectifique en numerosas ocasiones. 3.

En la Universidad de Valencia existió cátedra de anatomía y medicamentos simples desde 1502 y durante las primeras décadas del XVI se pueden encontrar indicios del intéres por la pesquisa anatómica basada en la disección. Ingrassia.Enrique Perdiguero. De las veintidós ilustraciones que preparó solo ocho aparecieron en su obra. el aparato auditivo (trompa de Eustaquio). desde posturas firmemente asentadas en el humanismo médico. El papel de las válvulas encontró su significación en la obra de su discípulo William Harvey. Carcano. Hasta esa fecha las demostraciones anatómicas y las lecciones de anatomía que fueron haciéndose más frecuentes en el Renacimiento se realizaban en teatros anatómicos de madera. Sin salir de Italia otros muchos anatomistas podrían ser nombrados: Arnazio. 1533-1619) quien también ocupó la cátedra anatómica patavina. es aristotélico.La escuela anatómica valenciana Si merece la pena comentar aquí que la postura de Vesalio fue prontamente asumida en España en el ámbito de la Universidad de Valencia. Todos realizaron contribuciones de mayor o menor importancia a la dignificada anatomía. El resto fueron recuperadas y publicadas ya en el siglo XVIII (1714) por Giovanni Maria Lancisi (1654-1720). Discípulo del bruselense en Padua. en 1594. ISSN: 1576-4826 Discípulo de Fallopio fue Girolamo Frabrizio d’Acquapendente (ca. pues fue a instancias suyas cuando se erigió uno permanente. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. etc. desmontables.5. El último anatomista postvesaliano que vamos a nombrar muy brevemente es Bartolomeo Eustacchio (1500/1510-1574). También merece la pena nombrar a Fabrizio en relación con el teatro anatómico de Padua. Publicó una serie de tratados anatómicos “ Opuscula anatomica” (1564) en los que se ocupó de diversas estructuras anatómicas como los riñones. 1515-1551) a la cátedra de anatomía y simples. el de las causas finales. que todavía se conserva. Su más significativa aportación anatómica fue la descripción cuidadosa de las válvulas venosas -que ya habían sido advertidas en repetidas ocasiones con anterioridaden “De ostiolis” (1603). esto es. Piccolimini. profesor de Anatomia en el Archigginasio della Sapienza de Roma desde 1549. Pero basten las breves notas apuntadas sobre algunos de ellos para hacernos una idea del progreso anatómico renacentista. de los dientes y de la angiología torácica. en la que no podemos detenernos aquí. tal y como había propuesto a inicios del XVI Benedetti. Guidi. La aceptación plena de las posturas vesalianas se produjo con el acceso en 1547 de Pedro Jimeno (ca. Como ya señalamos el aliento de su compleja obra biológica. Jimeno introdujo la enseñanza anatómica basada en la disección de cadáveres 18 . 3. Anatomía descriptiva. Por ello sus aportaciones a campos que posteriormente fueron bautizados como anatomía comparada y embriología es muy notable. Varolio.. Botal. Hay que tener en cuenta que en la Corona de Aragón se llevaron a cabo disecciones regulares en sus principales centros médicos durante los siglos XIV y XV. obra acompañada de excelentes ilustraciones. buscando el conocimiento más noble.

. una descripción de los orificios y senos craneales y una “carta al lector” en la que justifica su defensa de Vesalio frente a los ataques de su antiguo maestro Silvio. también tuvo lugar a lo largo de estas dos centurias. sin dejar de lado la adaptación a los gustos artísticos de cada momento. Su principal contribución a la anatomía es el volumen titulado “Cl. por ejemplo las inyecciones de diversas sustancias colorantes. La obra contiene tres textos de diferente longitud: un comentario al citado libro galénico. Galeni Pergameni Liber de Ossibus.Enrique Perdiguero. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Collado. 1589)..1. realizada y explicada por el propio profesor en la Universidad de Valencia y posteriormente en la de Alcalá.Errationibus illustratus” (1555). influyó además en la introducción de la reforma vesaliana en la Universidad de Salamanca.. completar el conocimiento de aquellas estructuras que eran mal conocidas o rectificar aquellos errores que se hubieran cometido en su descripción.. fue más frecuente el cultivo de la ciencia.Desplazamiento hacia el norte de los centros de docencia e investigación: Leyden. Son procesos complejos que tuvieron lugar a lo largo de un período dilatado de tiempo en el que. ISSN: 1576-4826 humanos. 4. la parte fundamental de nuestro tema se ha ocupado de analizar como se planteó el estudio de la anatomía en el marco del Renacimiento. Transcurrido el siglo XVI. París. En realidad la obra entera de Collado es una defensa de Vesalio frente a Silvio.La anatomía de los siglos XVII Y XVIII Como ya señalamos. Anatomía descriptiva. La ilustración anatómica tras el aldabonazo de la “Fabrica” también fue profundizando en su función didáctica a lo que colaboró el perfeccionamiento técnico. Edimburgo 19 . del que también fue discípulo. 4. siguiendo la idea descriptiva inaugurada por Vesalio. que se convertiría en el principal responsable de la consolidación de la escuela antómica valenciana y de su firme adhesión a las ideas de Vesalio. La labor fundamental de los anatomistas consistió en. y también de la anatomía. la investigación anatómica continuó practicándose con vigor. El perfeccionamiento de las técnicas anatómicas. Basten unas brevísimas notas para señalar algunos rasgos fundamentales. En su “Dialogus de re medica” (1549) expuso la anatomía del cuerpo humano apoyándose continuamente en la “Fabrica” y en su propia experiencia disectiva.. extendiéndose su cultivo a zonas en las que hasta el momento había tenido menor importancia. por lo que no podemos aspirar a su descripción. además. a través de su discípulo Cosme Medina. en el momento en que comenzó a separarse del esquema galénico. Londres. coagulables o corrosivas. utilizando su propia experiencia disectiva. Cuando Jimeno abandonó Valencia en 1550 se nombró para sustituirle en el puesto universitario a Luis Collado (m.

y como lugar en el que se realizaba una buena enseñanza de la anatomía. conocida sobre todo por sus aportaciones a la anatomía del cerebro-. la magra realidad renacentista dio lugar a una situación bastante mejor mejor en la centuria siguiente -póngase como ejemplo la figura de Thomas Willis (1622-1675). al compás que decaía la importancia socioeconómica del norte de Italia. La Haya y Delft -que también contó con un teatro anatómico desde 1614-. Hubo. Pero al mismo tiempo. El cultivo puntero de la anatomía pasó a otras zonas situadas en la Europa más septentrional. William (1718-1783) y John (1728-1793) . por ejemplo a Pieter Pauw (1564-1617) .La labor de complementar la anatomía descriptiva Como ya hemos comentado la tarea fundamental de los anatomistas del XVII y el XVIII consistió en completar la tarea de descripción de las estructuras anatómicas. ISSN: 1576-4826 En primer lugar hemos de señalar que la preponderancia de las universidades italianas fue decayendo. También en el XVII diversas ciudades francesas. Algo similar ocurrió en otras ciudades holandeses como Amsterdam .se elevó grandemente el nivel de la investigación y de la enseñanza de la anatomía. Pero sería durante el XVIII cuando el modo de enseñanza anatómica parisino se haría especialmente famoso.2. de la mano de las generaciones de Monro -Alexander Monro I (1697-1767). Así se ha señalado el carácter más dinámico de la anatomía del XVII debido al influjo de la fisiología moderna que se iba constituyendo. así como los hospitales. Alexander Monro II (1732-1817) fueron los más sobresalientes. 20 . Las diversas instituciones científicas del París del Antiguo Régimen. nuevas orientaciones. Leyden -con universidad desde 1575 y con teatro anatómico desde 1597tuvo merecida fama como escuela médica -allí enseñó Boerhaave (1668-1738). padre (1653-1721) e hijo (1697-1770)-. y las lecciones privadas de anatomistas y cirujanos ofrecían múltiples oportunidades de formación anatómica que hicieron de la capital francesa el modelo a imitar. y también la influencia de la indagación embriológica. la anatomía va adquiriendo mayor independencia y un rango más consolidado de disciplina básica. 4. y según los estudiantes que habían ido a formarse allí volvían a sus países de origen e instauraban el método de investigación y enseñanza anatómica del que habían sido testigos. Baste señalar autores como Jacob Benignus Winslow (1669-1760) y Felix Vicq d’Azyr (1748-1794). Anatomía descriptiva. por el carácter fundamental y determinante que respecto a la función se otorgaba a la forma. Pero fue sobre todo en el siglo XVIII cuando no sólo en Inglaterra -especialmente en Londres con los Hunter.. Desde finales del XVII y durante el XVIII. a Govard Bidloo (16491713).la serie de pinturas sobre la práctica anatómica en la ciudad a partir de la inauguración de su teatro anatómico en 1619 y autores como Frederick Ruysch (1638-1731) son buen testimonio-. En Inglaterra. sino también en Edimburgo.Enrique Perdiguero. claro está.o a los Albinus. en conjunción con las tendencias que se iban produciendo en otras parcelas de la medicina. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. -téngase en cuenta. especialmente Montpellier y París pasaron a ser frente de la investigación y la enseñanza anatómica.

a pesar de la inestabilidad de su carrera profesional. con la redacción de tratados generales. Todas anatomía descriptiva había sido completada.. En cuanto a los contenidos anatómicos es imposible detenernos aquí en señalar las numerosas aportaciones de detalle que en todas las ramas del saber anatómico se llevaron a cabo. y también el avance que se llevó a cabo en la neuroanatomía desde obras tan señeras como la “Cerebri anatome” (1664) del ya nombrado Willis. su tratado sistemático no lo está. hasta donde fuera posible. Vicq d’Azyr y otras están entre ellas. las de Cheselden sobre los huesos (1688-1752). Si bien la mayoría de las otras obras anatómicas del autor si están ilustradas con imágenes de alto valor científico y artístico. la miología. pero de ellas nos ocupamos en el tema siguiente. por ejemplo. al recibir de las centurias un copioso caudal de conocimientos sobre la morfología humana. Fueron apareciendo nuevas tendencias como la anatomía topográfica y quirúrgica. los órganos genitales.Enrique Perdiguero. hasta las fundamentales aportaciones de Samuel Thomas Sömmerring (1755-1830) sobre los doce pares craneales o el sistema nervioso simpático. En él se preocupó por utilizar una terminología lo más clara posible. la angiología. ISSN: 1576-4826 La anatomía del XVIII. sobre todo durante el siglo XVII. como ya hemos comentado. etc. Sí ofrece. 4. Monro. se dedicó a completar el conocimiento de aquello que todavía no se había descrito y a mejorar las descripciones existentes. La obra. y que en el XVIII fraguó. que en ediciones puestas al día estuvo en uso hasta mediado el siglo XIX. y obras monográficas algunas de ellos bellamente ilustrados como. o los diversos tratados de Albinus. Anatomía descriptiva. el atlas obstétrico de William Hunter. es un tratado sistemático de anatomía basado. Otras muchas aportaciones se realizaron en el terreno de la osteología. William Hunter. en una serie de tratados generales que atestiguan la madurez de la pesquisa anatómica. Las de Albinus. un listado alfabético de autores cuya ilustraciones recomienda y que muestran el profundo conocimiento de Sömmerring de las mejores obras disponibles en este sentido al final del siglo XVIII. parte de un proyecto inacabado de anatomía general. como las dedicadas al esqueleto femenino o a los órganos de los sentidos. sin embargo. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. muestran que la tarea de la 21 . en las propias observaciones del autor que había realizado disecciones e investigaciones anatómicas a lo largo de toda su vida. Bidloo. Quizá valga la pena subrayar las que se realizaron en el terreno de la adenología.La obra de Samuel Thomas Sömmerring como culminación Podemos personificar en la obra de Sömmering “De corporis humani fabrica” (17941801) -la primera edición en alemán que fue publicada en Frankfurt vio la luz entre 1791 y 1796la culminación de la anatomía descriptiva y estructural que tuvo su inicio en Vesalio.3.

J. una bibliografía completa sobre el período de la Historia de la Anatomía al que está dedicado este tema. Current Work for the History of Medicine. 1974. Egea MªA. La otra cara de Vesalio. Finalmente anotamos aquí la bibliografía que de entre la escogida en un primer momento. 1974. Bol. En: Valera M.Soc. En: Webster Ch. Medicine and Mortality in the Sixteenth Century. Murcia: Universidad de Murcia. SEHM. por supuesto. ed. XV: 1-14 Barón Fernández J.Med. 1988. FRANCIS. 45: 285-316 Bylebyl JJ. Notas para una historia de la iconografía anatómica. Valencia: Real Academia de Medicina de la Comunidad Valenciana. 1979. 197174. 21-44 22 . Bibliografía Histórica sobre la Ciencia y la Técnica en España) y escogido aquellos trabajos que podían resultar más adecuados al planteamiento necesariamente general que requiere una lección de estas características. Barcelona: Salvat. Interpreting the “Fasciculo” Anatomy Scene. vol. nos ha resultado accesible. Universitat de Valencia. 219. eds. Vesalio y el Humanismo. La anatomía del Renacimiento. ed. 29: 375402 Belloni L. Historia Universal de la Medicina. Se realizó hasta mediado de 1997 una búsqueda en los repertorios habituales (Bibliography of the History of Medicine e HISTLINE. 1994 Barcia Goyanes JJ. Medicina e Historia 1995 (3ª época). Medicina e Historia 1965 (1ª época). The School of Padua: Humanistic medicine in the Sixteenth Century. Cambridge: Cambridge University Press. Madrid: CSIC. Health. ni siquiera aproximadamente. El pensamiento biológico de Juan Valverde de Amusco. y en segundo lugar la que completa algunos aspectos más secundarios.Enrique Perdiguero. Anatomía descriptiva. ed.Esp. El mito de Vesalio. 1744-1785 Barcia Goyanes JJ. El microscopio y la Anatomía.Hist. 59: I-XVI Barón Fernández J. Centro de Documentación de Historia de la Medicina de Uriach. vol III. La morfología biológica del Barroco. Barcelona: Salvat. V . 1970 Barona Vilar JL. Hemos prestado especial atención a la historiografía reciente con el fin de reflejar lo más adecuadamente posible los enfoques actuales. Historia Universal de la Medicina. Las nuevas aportaciones.229 Bylebyl JJ. Anatomía de la Ilustración. En: Lain Entralgo P.Med. señalando en primer lugar la más básica. un objetivo más allá de nuestro interés reflejar aquí. Su vida y su obra. 1990.Hist. En: Lain Entralgo P. 335-70 Castellani C. Physis 1992.All Sci. ISSN: 1576-4826 BIBLIOGRAFÍA Resulta. XI-XIV: 30-35 Barcia Goyanes JJ. Andrés Vesalio. Bibliografía básica: Arquiola E. vol IV. Blázquez MªD. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Libro de Actas VIII Congreso Nacional de Historia Médica.

Clio Médica 1994. Vesalius 1995. 24: 72-97 García Ballester L. Berengario da Carpi and the use of commentary in Anatomical Teaching. Asclepio 1971. The Western Medical Tradition. Historia Universal de la Medicina. 1995. Neve M. En: Wear A. Nota a proposito de un manuscrito del British Museum (Ms Sloane. Cambridge: Cambridge University Press. Científico Médica. Los orígenes del saber anatómico occidental. The Medical Ethics of Gabriele de Zerbi. The medical renaissance of the sixteenth century. Clio Médica 1967. 42-74. 2ª ed. ed. 2: 339-362 Hannaway C. Cambridge: Cambridge University Press. Porter R. Historia de la Medicina Moderna y Contemporánea. Conceptos fundamentales Arch.Enrique Perdiguero. Win D.Hist. 175-183. 25: 280-95 Infusino MH. En: Bynum WF. Anatomy and a Vision of Medicine. Med. del “Corpus Hippocraticum” a la anatomía alejandrina. Lorie IM. La morfología biológica del Barroco: la anatomía macroscópica.1997 Cunningham A. French RK. Vicq d’Azyr. Galeno. 23: 191-209 García Ballester L. Man and Nature in the Renaissance. Madrid: Guadarrama. Barcelona: Ed. 195-222. 1: 419-423 para una historia de la Anatomía. 1949. Lonie IM. Hist.). En: Laín Entralgo P. O’Neill YV. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. eds. Anatomía descriptiva. eds. Med. Historia Universal de la Medicina. French RK.200 d. IV: 217-219 23 . 1589). Laín Entralgo P. 384-401 Cunningham A. 1972. Nutton V. The Anatomical Renaissance: the Resurrection of the Anatomical Proyects of the Ancients.1975. Mondino’s book and the human body. Las obras médicas de Luis Collado (m. Juan de Valverde de Amusco. 1985. 209-267 García Ballester L. The “Paris Manner” of Dissection: Student Anatomical Dissection in Early Eighteenth Century Paris. 25: I-XVI García Ballester L. 2489). 1978 French RK. Wear A. 130-c. 1985. Aldershot: Scolar Press . ed. 330-331 Debus AG. 1993: 81-101 French R. Bull. Fabricius and the “Aristotle Project” in Anatomical Teaching and Research at Padua. Asclepio 1971. En: Laín Entralgo P. XLVI: 99-130 Guerra F. En: Wear A. Cambridge: Cambridge University Press. 800 BC to AD 1800. 23: 263-70 García Ballester L. 1972. Barcelona: Salvat. Medicina e Historia 1973 (2ª época). 37: 7-26 Gelfand T. The Anatomical Tradition. vol. De la anatomía alejandrina al “Corpus Galineanum”. Medicina e Historia 1974 (2ª época). Galeno en la sociedad y en la ciencia de su tiempo (c.Med. eds. ISSN: 1576-4826 Conrad LI. 296-298 French R. Hist. Clio Médica 1993. 19:1-19 Cunningham A. Cambridge: Cambridge University Press. 1963 Laín Entralgo P. London: Routledge. Barcelona: Salvat 1971. 264-292. The Kinds of Anatomy. Aproximación genética a la obra anatómica de Galeno. I : 71-76 Laín Entralgo P. Peset JL. 1972 García Ballester L. The Medical Renaissance in the Sixteenth Century. de C.Iberoam. vol II. Companion Encyclopedia of the History of Medicine. Porter R.

Peset JL. 1962 López Piñero JMª. Renaissance Quarterly 1994. Biography. ed. translations. Cuad. XIII: 51-110 López Piñero JMª. Hist. 1990. Barcelona: Salvat 1971. 1974.Patav. Anatomía de la Baja Edad Media.Sci. 1987-88. Barcelona: Salvat. La morfología biológica del Barroco: otros microscopistas y embriólogos. Hist. 1986 Roberts KB. Antiguos y modernos: la idea de progreso en el desarrollo incial de una sociedad. En: Laín Entralgo P. Historia Universal de la Medicina.Hist. Matters of Life and Death: the Social and Cultural Conditions of the Use of Anatomical Theatres. ISSN: 1576-4826 Laín Entralgo P. Los saberes morfológicos en el Renacimiento. Studies in pre-Vesalium anatomy. 1966 O’Malley CD. Milán: CIBA. XXXVIII: 263287 Siraisi N. Hist. ed. IV. Valencia: Cátedra e Instituto de Historia de la Medicina. Andreas Vesalius 1514-1564: In memorian. En: Laín Entralgo P. García Ballester L. Medieval and Early Renaissance Medicine. Alexander Monro primus and the Edinburgh Manner of Anatomy. 230-233 Laín Entralgo P. 47: 1-33 Park K. 1988. 1982 Lawrence SC. vol. Oxford: Clarendon Press. 34: 101-117 Premuda L. J. La disección y el saber anatómico en la España de la primera mitad del siglo XVI. Bull. 1949 López Piñero JMª. 1993 Riera J. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. The Life of the Corpse: Division and Dissection in Late Medieval Europe. J. Historia Universal de la Medicina. 297-311 Premuda L. Act. Med. Med. Esp. 1972. documents. 8: 299-308 Park K. En: Laín Entralgo P. III. The Vesalium Movement in Sixteenth-Century Spain. Juan Valverde de Amusco y la medicina del Renacimiento. Barcelona: Salvat. Antología de la Escuela anatómica valenciana del siglo XVI. Massachusetts: MIT Press. Madrid: Sociedad de Estudios y Publicaciones.Enrique Perdiguero. 1971. Storia dell’iconografía anatomica. 50: 111-132 Premuda L. 1990 24 . 1995.1975 Lind LR. Chicago: Chicago University Press. Med. Valladolid: Universidad de Valladolid. Tomlinson JDW. All. with Special Reference to Seventeenth Century Holland. 62: 193-214 Lind LR. The Epitome of Andreas Vesalius. Girolano Fabrici d’Aquapendente nella storiografia medico-scientifica.Biol. Med. 1979. 12: 45-81 Maravall JA. Med. Historia de la Medicina. Barcelona: Salvat. Sci. ed. Anatomía descriptiva. vol IV. vol. Historia Universal de la Medicina. Hist. 43-77. 1964. Hist. 1992 Rupp JL. The Fabric of the Body: European Traditions of Anatomical Illustration. Philadelphia: The American Philosophical Society . 81-85 O’Malley CD. The criminal and the Saintly Body: Autopsy and Dissection in Renaissance Italy.Hist.

50: 3-10 Siraisi NS. gran anatómico del siglo XVI y su obra. XVI-XVII: 1-12. 117: 50106 French RK. Hist 1969. J. Medicina e Historia 1966 (1ª época). 1-15 Benet R.Enrique Perdiguero. Clínica y Laboratorio 1958. Medicina e Historia 1993 (3ª época). Medicina e Historia 1965 (1ª época). J.Sci.1974. Psychiatry 1995. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Med. An origin for the bone text of the “five-figure series”. Sociedad Quinto Centenario 1991 Bibliografía de ampliación: Barona JL. Asclepio 1992.Hist. Cult. Pedro Laín Entralgo. 29: 280-94 Fernández Ruiz C. Madrid: Fundación Ciencias de la Salud. 1968. Arbor 1992. Estudio biográfico sobre el Dr. Anatomía descriptiva. Algunas consideraciones históricas sobre Leonardo anatomista. Juan Valverde. Vesalius and the reading of Galen’s teleology. Estudio preliminar del Profesor D. 14: 479-494 Barona Vilar JL. Aportaciones de Leonardo da Vinci al conocimiento del cuerpo humano. 19: 207-15 Eales NB. 1995.Phi. Hist.Sci.Med. Llull 1991.All. Les démostrations médicales à Rome au temps de Galien. Montpellier: Saraumps Medicale. Med. Historia de la composición del Cuerpo Humano. 44: 3-22 Barona Vilar JL. Cos humá i ordre social en la cultura Renaixentista. 27: 6981 Desjarlais R. 12: 371-84 Castan P. Naissance médievale de la dissection anatomique. 1985 Debru A. Renaissance Quarterly 1997. The brain anatomy by Stensen (Steno). 50: 1-37 Valverde de Hamusco J. 1993. The history of the lymphatic system with special reference to the Hunter-Monro controversy. Early Anatomy in Comparative Perspective: Introduction. ISSN: 1576-4826 Siraisi NG. Claves renacentistas para una interpretación de la naturaleza humana. 2: 47-60 Brockbank W. El cuerpo humano en la obra de Laín Entralgo. The Body Republic: Social Order and Human Body in Reinassance Medical Thought. Hist.Hist. The Identity of the Artists Involved in Vesalius´s Fabrica 1543. On the vagaries of bodies. Med. D. Clio Médica 1995. Past & Present 1987. Deux siècles à l’apogée du Moyen-Age autour d´Henri de Mondeville et Guy de Chauliac à Montpellier. Medicina nei Secoli 1990. 15: 165-180 Barona JL. CXLIII (562-563): 89-107 Guerra F. 68: 143-56 Gracia D. XXVIII-XXVIII: 1-14. 1-15 Bernabeo RA. El significado histórico del descubrimiento de la circulación menor.Lif. Sudhoff Arch 1984. Med. XIII: 37-50 25 . El cuerpo alegórico. LXVI: 207-40 Ferrari S. 47: I-XVI Bastos Mora F. Public Anatomy Lesson and the Carnival in Bologna. Old anatomical Theatres and what took place therein.

William Hunter and the Eighteenth Century Medical World. 62: 171-192 Lawrence SC. Medicina e Historia 1965 (1ª época). Bull. En: Bynum WF. 1985. 30: 199-228 Lindeboom SA. Martínez Vidal A. Cambridge: Cambridge University Press. Janus 1977. A drawing for the Fabrica: and some thonghts upon the Vesalius muscle-men. I: 73-88 O’Malley CD. Med. Hist. The title page to the Fabrica. 7-34 26 . Leonardo da Vinci’s influence on Renaissance anatomy. 7: 1-28 Herlinger R. Hist 1970.. Hist. Anatomy and address: creating medical gentlemen in eighteent-century London. Bull. Cat. Bull. Kudlien F. 1969. 64: 179-203 Mackinney LC. 1985. Med. eds. Trab. 1962.Hist. Porter R. Int. eds. 8: 360-370 Kemp M. Hist. 43: 236-258 Pardo Tomás J. eds. Gender Generation and Science: William Hunters Obstetrical Atlas. Los artistas del Renacimiento en su relación con la medicina: Leonardo da Vinci. Cambridge: Cambridge University Press. Hist 1964. Entrepreneurs and private enterprise: the development of medical lecturing in London. Boerhaave and his time. William Hunter: A surgeon and a gentleman. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Med. ISSN: 1576-4826 Harley D. Alineation and the producion of strangers: western medical epistemiology and the architectonics of the body: an historical perspective. 1775-1820. Hist. En: Bynum WF. Med. Cult. 1992. Med. Psychiatry 1995. Habit of Reason: Anatomy and Anglicanism in Restoration England. Hist. XV Cong. Medical aspects of Rembrandt’s anatomy lesson of Doctor Tulp. 19: 141-182 Martí Ibañez F. Med. Crit. Soc. Anatomía descriptiva. 385-412 Keele KD. Stuttgart: Wissenchafthiche Verlagsgesellschaft MBH. Med.Enrique Perdiguero. Bull Hist. Asclepio 1997. 66: 511-535 Martensen RL. 1967 Jordanova L. 1988. Porter R. 1971. Med. XLV: 29-37 Porter R. Miguel Angel y el cuerpo humano. Los orígenes del teatro anatómico de Madrid (1689-1728). The Beginnings of Western Scientific Anatomy: New Evidence and a Revision in Interpretation of Mondeville’s Role. The Fünfbildserie reconsidered. 1994. Eine Anthologie Von Mondino bis Malpigh. 1-15 Lawrence SC. Political post-mortems and Morbid Anatomy in Seventeenth-Century England. I: 433-439 O’Neill YV. Clio Médica 1995. 6: 233-239 Martensen RL. 14: 277-281 Laín Entralgo P. Hist. Madrid 1956. 49: 5-38 Petrucelli RJ. XI-XII: 1-12. Lyden: EJ Brill. Med. Med. William Hunter and the Eighteenth-Century Medical World. 1970 Lindeboom SA. Med. Frühe Anatomie. Giorgo Vasari’s attubution of the Vesalium illustrations to Jan Stephan of Calcar: a further examination.

Med. J.Enrique Perdiguero. 1996.Hist. 27h. El léxico anatómico de Bernardino Montaña de Montserrate y de Juan Valverde. Siglos XVI-XVIII Suplemento de Conecta nº2. Bull. Barcelona: Acadèmia de Ciències Mèdiques de Catalunya i Balears 1981. Anatomy as retoric: Galen on dissection and persuasion.All. Med. En: International Congress of the History of Medicine. 21: 223-49 Wolfe DE. 1988-1990. Med. Quatre siècles de chirurgie.Med.Hist. 40: 223-263 Sanctis R. ISSN: 1576-4826 Rippa Bonati M. 50: 47-66 Wear A. Asclepio 1988. 1961. Académie de Chirurgie. Las ideas antianatómicas y antimicroscópicas de Thomas Sydenham. Actas. Sanmartin Urchaga P. 459-469 Valle-Inclán C. La "tradizioni" relative al teatro anatómico dell'Universitá di Padova con particolare al protegtto attributo a fra Paolo Sarpi. vol.Hist.Patav. 66-106 Tallmadge GK. 35-36: 145168 Ruiz Moreno A. La représentation du corps. William Harvey and the "Way of Anatomists" Hist. Anatomía descriptiva. 1949. En: Crémier SA. XV Congreso. Estudio comparado de las aportaciones iconográficas en el sistema muscular en las obras de Leonardo y Vesalio. 1: 121-188 Von Stadem H. I. Sci. Iberoam. Madrid. Arch. Act. Los dibujos anatómicos de Leonardo da Vinci. Paris: Musée d’Histoire de la Medicine. 446-453 Sánchez González M. Med 1952.Hist. Sydenham and Locke on the limits of anatomy. Vol II.Iberoam. Hist. 1995. Le Corps Blessé. 1983. Int.Med. Nuevas cuestiones sobre la iconografía del De dissectione partium de Carlos Estefano 1545. Arch. IV: 305-350 Sabin JA. 1956. Barcelona 1980. ed.Sci. Hist. 35: 193-220 27 .