PLANTAS EXÓTICAS INVASORAS DE LOS PARQUES NACIONALES DE PATAGONIA

APÉNDICE Ficha descriptiva de las especies exóticas consideradas prioritarias (árboles, arbustos y hierbas perennes)

Natalia Fernández
Dirección: Mónica Mermoz y Javier Puntieri

Delegación Regional Patagonia (APN) - Universidad Nacional del Comahue (UNC) Septiembre de 2007
INISTRA CI

ON

de PA RQUES
CION NA

ALES

ADM

APN

Acer pseudoplatanus L. (Aceraceae) arce blanco, falso plátano
Origen: Eurasia. Distribución: Esta especie se ha naturalizado en diversos lugares del mundo, y en Patagonia ha sido citada para los Parques Nacionales Arrayanes, Lanín, Nahuel Huapi y Lago Puelo. Hábito: Árbol. Descripción: Esta especie debe su nombre (Pseudo=falso, platanus=plátano) al parecido que presenta con especies del género Platanus. Es un árbol caducifolio que puede llegar a los 20-30m de altura. La corteza de los individuos jóvenes es lisa y grisácea, pero se agrieta y escama con la edad, desprendiéndose por placas en individuos adultos. Posee hojas simples y opuestas, con 3-5 lóbulos ovales y dentados, siendo el haz verde oscuro y el envés verde más pálido con pequeños pelos. Sus flores son de color amarillo-verdosas y están ubicadas en racimos colgantes. Sus frutos, agrupados de a pares, son llamativos por presentar grandes alas, gracias a las cuales pueden dispersarse a considerable distancia. Hábitat: Son comunes en hábitats poco o muy modificados (terrenos abandonados, bordes de rutas y bosques en regeneración). Suele crecer en lugares abiertos, ya que necesita espacio para desarrollarse apropiadamente. Reproducción: Se multiplica vegetativamente pero se reproduce principalmente por semillas. Peligrosidad: En otros lugares del mundo se cita a este árbol como una agresiva especie invasora de ambientes naturales, dado que produce grandes cantidades de semillas y un elevado número de plántulas que forman parches monoespecíficos capaces de excluir a la vegetación nativa. Además, su denso follaje reduce la luz disponible para otras especies. En Patagonia su propagación es aún controlable. Manejo y Control: Si bien se describe el uso de herbicidas para el control de esta especie, también es posible aplicar métodos mecánicos que remuevan la porción aérea de las plantas. En el caso de aplicar métodos mecánicos es necesario efectuar un monitoreo continuo y eliminar los rebrotes y las plántulas que se detecten, para así evitar que el lugar sea recolonizado por la especie.

environnement.ecoles.free.fr

Foto: Javier Puntieri ©, Oregon State University, 1999-2007

©, Oregon State University, 1999-2007

©, Oregon State University, 1999-2007

Arrhenatherum elatius (L.) P. Beauv. ex Presl (Poaceae) pasto cebolla, fromental
Origen: Europa. Distribución: Planta forrajera que se ha naturalizado en Patagonia Noroccidental. Se halla citada en los Parques Nacionales Los Alerces, Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Planta cespitosa, con tallos erectos que pueden alcanzar gran porte (de 0.5-1.5m. de altura). Hojas planas y ásperas al tacto debido a que poseen gran cantidad de pelos. El fruto es piloso. Hábitat: Habita en praderas, bordes de caminos y en otros lugares alterados por el hombre (jardines, huertas). Reproducción: Se reproduce principalmente por semillas, pero puede dispersarse también a través de estolones. Peligrosidad: Cuando esta especie se establece suele propagarse rápidamente. Ha sido citada como una planta sumamente invasiva en otros lugares del mundo, pero parece ser poco resistente al pisoteo y el pastoreo excesivos, en parte debido a que sus semillas no son persistentes y una vez en el suelo son frecuentemente atacadas por hongos. Manejo y Control: No es conveniente utilizar métodos mecánicos para el control de esta especie, ya que debido a su hábito rizomatoso y a su reproducción vegetativa estas técnicas tienden a propagarla más que a eliminarla. En este caso se sugiere el uso de agentes químicos al menos por dos años, ya que aquellas plantas que no hayan desarrollado hojas en el primer año de tratamiento escaparán al mismo y deberán ser eliminadas al año siguiente. Una vez establecida, esta maleza parece ser imposible de erradicar y su control debe restringirse a limitar su distribución.

Foto Forest & Kim Starr

Foto Forest & Kim Starr

Foto: Javier Puntieri

Convolvulus arvensis L. (Convolvulaceae) campanilla, correhuela
Origen: Europa. Distribución: Planta prácticamente cosmopolita asilvestrada en la Argentina. Se halla citada en los Parques Nacionales Bosques Petrificados, Laguna Blanca, Lihue Calel, Nahuel Huapi y Lago Puelo. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Planta rastrera o trepadora que posee un extenso sistema radicular rizomatoso que forma grandes cubiertas sobre el suelo. Su tallo, que repta por el suelo o se enrosca en otras plantas, es delgado, flexible y escasamente ramificado. Sus hojas son alternas, de márgenes enteros y su forma es variable (triangulares a oblongas). Flores solitarias, a veces en grupos de 2 ó 3, en forma de embudo y de color blanco a blanco rosadas. Hábitat: Maleza de regiones templadas de todo el mundo. Crece generalmente en lugares abiertos y en suelos modificados (áreas de cultivo, orillas de caminos, canales, lotes baldíos y jardines). Reproducción: Se propaga por semilla y a través de sus rizomas. Peligrosidad: Es una maleza muy severa en varios lugares del mundo. Ocupa fácilmente grandes superficies y se enreda en otras especies vegetales debilitándolas y compitiendo con ellas por la luz, el agua y los nutrientes. Su erradicación es difícil debido a su rápida reproducción vegetativa y a la amplia extensión se sus raíces rizomatosas. Manejo y Control: En diversos lugares del mundo se ha intentado controlar esta especie por medio de agentes biológicos y herbicidas o bien a través de métodos mecánicos (que debido al sistema rizomatoso de la especie deben llevarse a cabo por un prolongado período de tiempo para ser efectivos). Por otro lado, el cultivo de especies que generen sombra reducen la competitividad de la especie, haciéndola más susceptible al control.

Cotoneaster franchetti Bois (Rosaceae)
Origen: Asia central. Distribución: Maleza escapada de cultivo en zonas urbanas y suburbanas de Bariloche, en las inmediaciones del Parque Nacional Nahuel Huapi. Hábito: Arbusto. Descripción: Arbusto perennifolio frondoso de tamaño relativamente pequeño (1 a 3m de altura). Sus hojas alternas, ovales a lanceoladas, de color verde en primavera y a veces rojizas en otoño, se hallan cubiertas de una pelusa aterciopelada y plateada en el envés. Sus flores son blancorosáceas, pequeñas y están agrupadas en conjuntos terminales. Sus frutos ovoides y anaranjados permanecen en la planta todo el invierno. Hábitat: Habitan generalmente en lugares alterados por el hombre (terrenos abandonados, márgenes de caminos y rutas, jardines y cultivos), pero pueden también colonizar ambientes naturales y seminaturales. Reproducción: Se reproduce a través de semillas. Peligrosidad: La mayoría de las especies del género Cotoneaster parecen tener un elevado potencial como malezas invasoras. En otros lugares del mundo se ha citado a esta especie como peligrosa invasora de ambientes naturales, donde forman densas poblaciones que compiten activamente por la luz y el espacio con la vegetación autóctona. Por otro lado, en invierno sus frutos atraen a numerosas especies de aves, que consumen y dispersan sus semillas a grandes distancias. Manejo y Control: No es necesario utilizar agentes biológicos o químicos para el control de esta especie, pueden aplicarse métodos mecánicos que consistan en remover las plántulas (a mano) y los individuos adultos (con herramientas o equipo especializado). En este último caso es recomendable cortar la parte superior del arbusto y luego cavar para extraer el sistema radical. Debido a que algunas plantas pueden rebrotar a partir de sus raíces y a que muchas semillas germinarán (la mayoría de ellas en el primer año), es necesario controlar regularmente el sitio del que se desea eliminar la especie para que ésta no recolonice.

Foto: Natalia Fernandez

Foto: Natalia Fernandez

Foto: Natalia Fernandez

Foto: Natalia Fernandez

Foto: Javier Puntieri Foto: www.nps.gov

Crataegus monogyna Jacq. (Rosaceae) espino majuelo, majuelo, espino albar
Origen: Eurasia y Norte de África. Distribución: Esta especie se encuentra registrada en el Parque Nacional Nahuel Huapi, y es común en la ciudad de Bariloche, vecina al Parque. Hábito: Árbol. Descripción: Árbol espinoso de talla pequeña que, si bien puede alcanzar los 10m de altura, suele medir de 3 a 4m. Su corteza es grisácea y sus ramas densas e intrincadas, que poseen fuertes y cortas espinas, dan lugar a una copa generalmente redondeada (la forma de este árbol varía notablemente según el lugar donde se desarrolle). Sus hojas son simples, alternas, caedizas, de color verde intenso en el haz y más pálido en el envés, su forma es ovoide o romboide y se dividen en 3-7 lóbulos de márgenes enteros o ligeramente dentados y ápice truncado. Sus flores blancas poseen 5 pétalos y se ubican en grandes y llamativos conjuntos. Sus frutos, ovoides y de color rojo oscuro brillante, poseen sólo una semilla y suelen llamar la atención de las aves. Hábitat: Este árbol caducifolio crece preferentemente en ambientes húmedos y con buena iluminación, tales como bordes de bosques y matorrales, pero en algunos lugares también puede formar parte del sotobosque, lo cual indica que es tolerante a la sombra y a las bajas temperaturas. Reproducción: Se reproduce a través de semillas y también vegetativamente. Peligrosidad: Esta maleza es capaz de habitar en ambientes naturales y de desplazar a la vegetación nativa del lugar. Aparentemente posee compuestos que inhiben el desarrollo de otras plantas, por lo cual puede formar densos parques monoespecíficos que alteran la estructura del sotobosque y del ecosistema en general. Algunas especies de Crataegus contienen en sus hojas compuestos tóxicos para algunos animales. Además, muchas aves prefieren los frutos de este árbol a los nativos, lo cual favorece en gran medida la dispersión de esta planta. Manejo y Control: No se conoce aún ningún agente biológico capaz de controlar esta especie, y si bien existen agentes químicos capaces de hacerlo, éstos no son recomendables de utilizar en áreas naturales ya que suelen afectar también a otras especies. Las poblaciones pequeñas pueden manejarse con métodos mecánicos si se procura eliminar la mayor parte de la porción superior del sistema radical. Debido a las espinas que posee esta especie no es posible su control por pastoreo.

Foto: Natalia Fernández

Foto: Natalia Fernández

Foto: Mónica Mermoz

Cytisus scoparius (L.) Link (Fabaceae) retama, retama negra, retama de escobas, hiniesta de escobas
Origen: Europa. Distribución: Especie adventicia en zonas húmedas de las provincias de Neuquén, Río Negro y Chubut. Ha sido citada en los Parques Nacionales Los Alerces, Lanín, Nahuel Huapi y Lago Puelo. Hábito: Arbusto. Descripción: Especie de hasta 2m de altura, muy ramificada. Ramas erectas recorridas por 5 “costillas” longitudinales. Las hojas, pequeñas y alternas, presentan dos formas diferentes: simples sin pecíolo o trifolioladas con pecíolo, siempre con pelos tenues. Las flores se ubican solitarias o en parejas en las axilas de las hojas, están formadas por dos labios, son amarillas y presentan conspicuas líneas rojizas en la parte inferior. El fruto es una legumbre comprimida lateralmente con pelos blancos en los márgenes, verde al principio y negra en la madurez. Hábitat: Forma matorrales densos en ambientes disturbados (caminos, baldíos, lugares incendiados), pero también es capaz de crecer en los márgenes del bosque o en claros dentro del mismo. Reproducción: Se reproduce por semillas. Peligrosidad: Esta especie ha sido citada como maleza muy peligrosa en numerosos lugares del mundo, siendo capaz de desplazar a la vegetación nativa al establecerse. Es una planta difícil de erradicar dado su crecimiento vegetativo, la persistencia de sus semillas y su rápida regeneración. Manejo y Control: Existen métodos tanto químicos como biológicos y físicos para el control de esta maleza. Entre estos últimos se destacan la quema y la remoción de la parte aérea de las plantas antes de que éstas generen semillas, pero es sumamente importante un proceso continuo de control del lugar donde se desea erradicar la especie, ya que las plantas adultas rebrotarán y el banco de semillas dará lugar a nuevos individuos. Es por ello que se sugiere el uso herbicidas a continuación de los métodos mecánicos.

Foto: Javier Puntieri

Digitalis purpurea L. (Scrophulariaceae) dedalera, digital, calzones de zorra
Origen: Europa. Distribución: Esta especie, que se encuentra asilvestrada en los bosques de Patagonia, ha sido registrada en los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Hierba bianual a perenne. Descripción: Hierba de hasta 1,5m de altura cuyo tallo es cilíndrico, hueco y cubierto por numerosos pelos que le dan una apariencia aterciopelada. Las hojas que forman la roseta basal son lanceoladas, grisáceas (el haz es más oscuro que el envés) y también pilosas, principalmente en la parte inferior, mientras que en los tallos erguidos éstas son alternas, ovadas a festoneadas, con dientes redondeados en el margen, de superficie rugosa y pelillos en la cara inferior. El nombre científico de esta especie (digitalis=dedo) hace referencia a la forma de su flor, la cual se asemeja a un dedal y encaja con facilidad en el dedo humano. Las flores son colgantes y se ubican en forma de racimo en la parte terminal del tallo (todas del mismo lado), son generalmente púrpura/rosavioláceo con manchas blancas rodeando a otras de color marrón/rojo oscuro, rara vez blancas. Hábitat: Esta especie habita en lugares relativamente húmedos y frescos donde el suelo ha sido removido, principalmente por el efecto de la caída de árboles, talas intensas y quemas (claros de bosque, borde de caminos, lugares incendiados). Reproducción: Se reproduce principalmente por semillas, pero algunos autores afirman que también puede reproducirse en forma vegetativa. Peligrosidad: Esta especie ha sido descripta como peligrosa invasora en diferentes lugares del globo. Se asilvestra fácilmente en lugares donde el suelo ha sido removido, incluyendo bosques y otros ambientes naturales, donde compite y desplaza a la vegetación nativa. Una vez que se establece, esta planta es difícil de erradicar dado que forma un abundante y persistente banco de semillas. Manejo y Control: El control mecánico de esta especie es el más recomendable en poblaciones pequeñas, pero en lugares donde se haya muy extendida se recomienda utilizar herbicidas. Debe monitorearse el área donde se quiere eliminar la especie durante por lo menos 5 años, ya que esta planta es capaz de recolonizar el lugar a partir del persistente banco de semillas que forma.

Foto: Natalia Fernández

Foto: Natalia Fernández

Foto: Natalia Fernández

Foeniculum vulgare Mill. (Apiaceae) hinojo
Origen: Europa. Distribución: Ampliamente distribuida en zonas templadas de América. En Patagonia se halla citada para los Parques Nacionales Lihue Calel y Nahuel Huapi. Hábito: Hierba bianual o perenne. Descripción: Planta muy aromática y de sabor parecido al anís. Forma un rosetón en el suelo del que parte un tallo largo, robusto, finamente acanalado y de color verde claro que puede medir más 1,5m. La raíz es carnosa y sus hojas crecen en forma de vainas entorno al tallo, dividiéndose numerosas veces hacia el extremo de la misma, tomando así un aspecto plumoso. En la región mediana y superior del tallo las hojas se hacen progresivamente menores y menos divididas. Sus flores pequeñas y amarillas se ubican en conjuntos terminales en forma de disco. Hábitat: Se encuentra en ambientes ruderales, sobre todo a orillas de caminos y en terrenos baldíos. Reproducción: Se propaga tanto por semilla como vegetativamente por división de sus raíces. Peligrosidad: Maleza citada como poderosa invasora en varios lugares del mundo. Presenta un alto potencial para extender rápidamente su distribución y para formar poblaciones densas capaces de excluir a otras especies vegetales. Se ha demostrado que genera compuestos alelopáticos que la hacen muy buena competidora y que le permiten desplazar fácilmente la vegetación autóctona. Manejo y Control: Es posible utilizar métodos mecánicos para el control de esta especie. Los individuos pequeños pueden arrancarse del suelo y ser eliminados si se extraen con el sistema radical completo, pero los adultos poseen una raíz profunda y esta tarea resulta sumamente difícil. En este último caso se recomienda cortar o quemar la poción aérea de las plantas antes de que florezcan (es posible que puedan requerirse podas posteriores en caso de rebrotar) y a continuación llevar a cabo el control de la regeneración de plántulas. SI bien no se conocen agentes biológicos para el control de esta maleza, existen algunos herbicidas efectivos.

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Genista monspessulana (L.) L. Johnson (Fabaceae) retamilla
Origen: Sur y Este de Europa. Distribución: Esta especie ha sido también introducida en Chile, donde constituye actualmente un gran problema. En Patagonia se halla citada para el Parque Nacional Lago Puelo. Hábito: Arbusto. Descripción: Esta planta puede alcanzar los 3-5m de altura. Sus tallos son verdes, acanalados y están cubiertos de delgados y cortos pelos blanquecinos. Las hojas son alternas, verdes y trifolioladas, cada porción (folíolo) de la hoja es elíptica y tiene el extremo redondeado. El fruto es una legumbre que posee pelos en la madurez y contiene 5-8 semillas marrones oscuras en su interior. Sus flores, similares a las de la retama (Cytisus scoparius) pero de menor tamaño, son amarillas y están agrupadas en racimos de 4-10. Se diferencia además de la retama en que sus tallos son mucho más hojosos. Hábitat: Puede encontrarse en lugares donde el suelo ha sido removido o alterado (márgenes de caminos y rutas, lugares deforestados, costa de ríos), así como en praderas y claros de bosque. Reproducción: Se reproduce principalmente por semillas, pero también puede hacerlo en forma vegetativa. Peligrosidad: Citada como una especie invasora muy peligrosa en numerosos lugares del mundo. Esta planta forma poblaciones monoespecíficas que desplazan las especies nativas e incrementan la frecuencia e intensidad de incendios. Debido a que forman un banco de semillas numeroso y persistente y a su capacidad de fijar nitrógeno, esta especie es una muy buena competidora (principalmente en ambientes disturbados). Es importante comenzar con su estudio y control tempranamente, ya que la cantidad de semillas que genera esta planta aumenta con la edad, haciéndola entonces más difícil de erradicar a medida que transcurre el tiempo desde su establecimiento. Manejo y Control: Para el control de esta maleza se han desarrollado tanto métodos biológicos y químicos como técnicas mecánicas (quema, pastoreo, poda). Las opciones para su control son varias, pero en todos lo casos se recomienda fuertemente hacer un monitoreo continuo de la región donde se desea erradicar la especie y eliminar las nuevas plántulas que vayan estableciéndose, ya que lo más difícil de combatir es el banco de semillas que esta maleza forma.

© Br. Alfred Brousseau, Saint Mary's College

© Br. Alfred Brousseau, Saint Mary's College © 2000-2003 by Barbara J. Collins and Lorence G. Collins

Glechoma hederacea L. (Lamiaceae) hiedra terrestre, hierba de San Juan
Origen: Eurasia. Distribución: Esta planta ha sido citada como adventicia en prados y bosques húmedos de Patagonia, en Río Negro, Neuquén y Tierra del Fuego. Hasta el momento se halla citada sólo para el Parque Nacional Nahuel Huapi. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Hierba de rápido crecimiento rastrero. Su tallo es cuadrangular y desarrolla raíces en el lugar donde se encuentran los nudos. Sus hojas, que suelen presentar un olor mentolado, son verde oscuras, opuestas, arriñonadas y de bordes marcadamente dentados, con gran cantidad de pelos. Las ramas sobre las que van a ubicarse las flores crecen en forma erguida aproximadamente 10cm. Las flores nacen en las axilas de las hojas y son de color azul-violáceo con puntos púrpuras en el labio inferior. Hábitat: Crece fundamentalmente en lugares disturbados por el hombre, pero como toleran la sombra moderada son también son capaces de desarrollarse en áreas naturales (márgenes e interior del bosque). Reproducción: Se propaga principalmente en forma vegetativa a través de sus estolones y sólo ocasionalmente se reproduce por semillas. Peligrosidad: Esta planta presenta fuertes efectos alelopáticos sobre otras especies, lo cual le permite formar grandes parches monoespecíficos en el lugar donde habita, desplazando así a la vegetación autóctona. Una vez establecida, es muy difícil de erradicar dado que sus estolones y raíces son sumamente difíciles de eliminar completamente. Manejo y Control: Si bien pueden utilizarse métodos químicos (herbicidas) y biológicos (hongos patógenos) para su control, éstos no son recomendables en el caso de áreas naturales protegidas. De ser posible eliminar todos los fragmentos de raíces y estolones que esta maleza forma, las técnicas mecánicas serían una opción válida para su erradicación, pero esto parece ser imposible de lograr.

Foto: Javier Puntieri

Heracleum mantegazzianum Sommier & Levier (Apiaceae)
Origen: Asia. Distribución: Esta especie ha sido encontrada en las ciudades de Bariloche y Villa La Angostura, vecinas al Parque Nacional Nahuel Huapi. Hábito: Hierba bienal a perenne. Descripción: Esta hierba se caracteriza por su tamaño, ya que puede alcanzar los 6m de altura. Posee un único tallo hueco y acanalado (que puede llegar a tener 10cm de diámetro), con pelos y machas rojizas o púrpuras. Las hojas, de menor tamaño en la parte superior, son alternas, lobadas y muy divididas, presentan bordes aserrados y pelos en el envés. Éstas. Las flores se ubican en grandes grupos en la porción terminal del tallo, existiendo un grupo principal que presenta mayor tamaño que el resto (puede alcanzar los 80cm de diámetro), son de color blanco o ligeramente rosadas y sus pétalos inferiores son más largos que los superiores. Hábitat: Si bien esta maleza es capaz de colonizar diferentes hábitats, se halla más frecuente en lugares húmedos y disturbados (márgenes de caminos y vías, terrenos baldíos, tierras cultivadas), pero también en orillas de ríos y arroyos y en áreas naturales. Reproducción: Esta planta se reproduce exclusivamente por semillas. Peligrosidad: En otros lugares del mundo ha sido citada como una maleza de gran peligrosidad. Dada su naturaleza invasiva y tenaz, y su abundante producción de semillas es una planta difícil de combatir y erradicar. Una vez establecida se convierte en plaga rápidamente, formando grandes poblaciones capaces de excluir a la vegetación nativa. Es también peligrosa para la salud humana, ya que al tocar su savia puede producir hipersensibilidad a la luz, particularmente a la radiación UV, lo cual puede conducir a quemaduras serias y dermatitis muy dolorosas (fotodermatitis). Manejo y Control: Si bien existen algunos métodos químicos y biológicos para el control de esta especie, es generalmente controlada a través de métodos físicos, ya que dan muy buenos resultados si se tiene la precaución de eliminar la mayor parte del sistema radical de la planta (siempre usando protección en las manos y el resto de las áreas del cuerpo que puedan estar en contacto con la planta). La repetida eliminación de porción aérea (por poda o pastoreo –con suma precaución en este último caso, ya que también puede producir dermatitis en algunos animales-) también es efectiva si se realiza de forma continua y persistente de modo que la planta ya no sea capaz de rebrotar a partir de su raíz.

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Hieracium pilosella L. (Asteraceae) oreja de ratón, pilosela, vellosilla, cerrillero
Origen: Europa. Distribución: En la actualidad es una especie de distribución global. En Patagonia, se halla citada en el norte de Tierra del Fuego, y en la provincia de Santa Cruz dentro del Parque Nacional Perito Moreno. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Esta hierba puede alcanzar de 10 a 15cm de altura. Presenta una roseta basal de hojas alargadas con bordes enteros. Éstas son de color verde pálido en el haz y más blanquecinas en el envés debido a que poseen gran cantidad de pelos largos y blancos. De las axilas de las hojas basales parten estolones que desarrollan una serie de raíces que penetran en el terreno y dan origen a una nueva planta. Sus flores son de color amarillo y están ubicadas en un conjunto terminal que se desarrolla en el extremo de un tallo piloso y sin hojas. Hábitat: Habita en praderas, claros de bosque y lugares con suelos degradados en ambientes de climas templados o templado-frios y de poca humedad. Reproducción: Se reproduce principalmente en forma vegetativa, aunque también lo hace por semillas. Peligrosidad: Es una planta altamente peligrosa en otros lugares del mundo por su invasividad y gran capacidad para propagarse rápidamente. Además, parece tener efectos alelopáticos sobre otras plantas, por lo cual es capaz de formar densos parches que excluyen el resto de la vegetación del lugar. Manejo y Control: En ambientes favorables para la vegetación nativa (buenas precipitaciones y suelos fértiles) esta maleza puede controlarse a partir de la exclusión temporaria del pastoreo, aplicación de herbicidas, intersiembra y fertilización. En aquellos ambientes de menor respuesta, donde esta planta es buena competidora, se está investigando el uso de control biológico (parásitos de la planta, insectos que la consumen), aunque aún no existen resultados aplicables. Los métodos mecánicos dan buenos resultados cuando la porción central del sistema radical es eliminada.

Hypericum perforatum L. (Hypericaceae) hierba de San Juan, hipérico, corazoncillo
Origen: Europa. Distribución: Naturalizada en zonas templadas de todo el mundo, incluyendo la Argentina, donde se ha asilvestrado en los Parques Nacionales Los Alerces, Nahuel Huapi y Lago Puelo. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Hierba rizomatosa, que forma todos los años varios tallos de 30 a 80cm de altura. Éstos son cilíndricos, leñosos en la base y tienen 2 líneas longitudinales salientes, visibles en los entrenudos. Sus hojas no tienen pecíolo, son opuestas, enteras y oblongo-elípticas. Éstas presentan en sus márgenes unas glándulas oscuras, visibles a trasluz, que secretan de sustancias propias de la planta. Las flores son numerosas, amarillas y sus pétalos poseen pequeñas motas negras en sus bordes. Hábitat: Crece preferentemente en claros de bosques y en suelos forestales no muy húmedos, también junto a los caminos y en lugares soleados y secos. Reproducción: Se reproduce por semillas y vegetativamente por rizomas. Peligrosidad: Esta planta ha sido citada como potente invasora en otros lugares del mundo, si bien aparentemente no es una buena competidora, su hábito rizomatoso le permite propagarse rápidamente y desplazar así la vegetación nativa. Es muy difícil de erradicar una vez que se ha establecido en el lugar. Además, secreta una sustancia que en contacto con la piel produce hipersensibilidad a la luz solar, pudiendo generar importantes quemaduras por exposición al sol. Manejo y Control: Esta especie es sumamente difícil de controlar y erradicar. Los métodos mecánicos (poda, quema) no suelen ser efectivos ya que pueden estimular su propagación vegetativa, a menos que sean utilizados durante varios años consecutivos para controlar poblaciones pequeñas. El pastoreo tampoco es una opción válida, ya que esta hierba tiene efectos perjudiciales en la mayor parte de los animales que la consumen. Si bien esta maleza es también difícil de controlar con agentes químicos (ya que muchos de ellos no tienen efecto sobre ellas y aquellos que son capaces de eliminarla también acaban con el resto de la vegetación del lugar), se han hallado algunos agentes biológicos efectivos (entre ellos algunos escarabajos).

Foto: Javier Puntieri

Lonicera japonica Thunb. (Caprifoliaceae) madreselva, madreselva del Japón
Origen: Asia. Distribución: Planta que habita en ecosistemas mésicos y húmedos del mundo. En la Patagonia ha sido citada para la ciudad de Bariloche, Provincia de Río Negro, y para el Parque Nacional Los Glaciares, en la provincia de Santa Cruz. Un ejemplar citado en el área de Puerto Blest (Parque Nacional Nahuel Huapi), ha sido reclasificado como Lonicera periclymenum Hábito: Hierba perenne. Descripción: Enredadera muy vigorosa de follaje persistente o semipersistente. Hojas opuestas, simples y ovadas, de color verde oscuro en la parte superior y blanquecinas en la inferior. Las hojas y tallos jóvenes son pubescentes. Las flores, que se caracterizan por despedir una fragancia fuerte y agradable, se ubican en racimos, son tubulares y están divididas en dos labios (el superior con cuatro lóbulos y el inferior entero). Los pétalos son generalmente blancos y se tornan amarillentos al final de la floración. El fruto es una baya carnosa de color negro oscuro. Habitat: Presenta gran plasticidad y se adapta a cualquier régimen de luz, lo cual le permite habitar en ecosistemas muy variados (lugares abiertos, bosques, zonas pantanosas y todo tipo de ecosistemas alterados), incluyendo áreas naturales boscosas. No soporta bien el frío, ya que se ralentiza el crecimiento y se dañan los brotes nuevos, perdiendo así competitividad. Reproducción: Se reproduce básicamente en forma vegetativa, aunque también puede hacerlo por semillas. Peligrosidad: En otros lugares del mundo se ha citado a esta planta trepadora como peligrosa invasora. Es capaz de colonizar áreas naturales y de desplazar la vegetación nativa ya que es fuerte competidora por los recursos del lugar (nutrientes, agua, luz) y puede debilitar a arbustos y árboles jóvenes enrollándose alrededor de sus troncos y ramas. Manejo y Control: Existen algunos métodos de control biológico (básicamente agentes patógenos) y químicos para esta especie. Los métodos mecánicos (poda o quema) pueden servir para el control de pequeños parches de esta planta si se realizan con frecuencia, pero no son efectivos en el caso de grandes poblaciones, ya que si bien eliminan la porción aérea de la planta no la matan y estimulan su regeneración vegetativa a partir de las raíces y rizomas. Además, los restos de las podas pueden formar raíces y dar lugar a nuevos individuos, por lo que deben retirarse inmediatamente del lugar.

(c) 2002 Steve Baskauf

Lonicera periclymenum L. (Caprifoliaceae) madreselva de los bosques, parra silvestre
Origen: Europa y norte de África. Distribución: Es la madreselva de mayor distribución en Europa. En Patagonia se ha encontrado en el área de Puerto Blest, en el Parque Nacional Nahuel Huapi. Los ejemplares hallados en Puerto Blest fueron originalmente identificados como L. japonica, pero luego fue reclasificados como L. periclymenum. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Hierba trepadora rizomatosa y muy vigorosa, decidua. Sus hojas son verde oscuras, opuestas, simples y de forma lanceolado-elíptica. Sus flores son muy perfumadas, tienen forma de trompeta y están formadas por dos labios de color blanco cremoso, a menudo ligeramente rosados. El fruto es una baya pequeña de color rojo que suele atraer a las aves. Se diferencia de L. japonica principalmente por sus frutos rojos (en L. japonica son negros) y por que los tallos y hojas jóvenes no son pubescentes. Hábitat: Habita frecuentemente en lugares próximos a bosques y matorrales, pero también junto a jardines, cercas y en algunos ambientes disturbados por el hombre. Es también capaz de colonizar plantaciones forestales, donde daña severamente a los árboles jóvenes. Reproducción: Se reproduce básicamente en forma vegetativa, aunque también puede hacerlo por semillas. Peligrosidad: El hábito trepador y rizomatoso de esta especie la convierten en una buena competidora, siendo capaz de desplazar a la vegetación autóctona del lugar al establecerse. En lugares del mundo donde compite con el sotobosque nativo, esta planta resultó ser una maleza muy agresiva, ya que transcurrido el invierno brota más tempranamente que las especies nativas, por lo tanto, cuando las semillas de estas últimas están maduras, la madreselva ya ha colonizado gran parte del sotobosque, impidiendo que las plántulas de las especies autóctonas puedan establecerse. Manejo y Control: Para el control de esta especie pueden aplicarse agentes químicos y biológicos y métodos mecánicos (poda o quema) que permitan eliminar la mayor parte de la planta. Estos últimos deben repetirse periódicamente hasta que se agoten las reservas de las raíces y los individuos dejen de rebrotar (los restos de las podas deben retirarse inmediatamente del lugar dado que pueden formar raíces y dar lugar a nuevos individuos).

Foto: Javier Puntieri

© Copyright Mark Brand, 19972001.-Un.Conn Plant Database

© Copyright Mark Brand, 19972001.-Un.Conn Plant Database

Lupinus polyphyllus Lindl. (Fabaceae) lupino, chocho, altramuz
Origen: América del Norte. Distribución: Es muy frecuente en Patagonia, donde fue introducida por sus primeros pobladores blancos. Se halla citada en los Parques Nacionales Los Alerces, Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Hierba que puede alcanzar más de 1m de altura, robusta y muy ramificada en su base. Sus hojas son alternas y están compuestas por varios folíolos elíptico-lanceolados (9 a 15) que le dan un aspecto palmado. Desarrolla racimos terminales de flores numerosas y que, según la planta, pueden presentar diversos colores (azul, violeta, fucsia, blanco, amarillo). El fruto es una vaina y contiene numerosas semillas pequeñas. Esta especie presenta diferentes variedades e híbridos de particular belleza cromática. Hábitat: Planta ornamental escapada de cultivo. En Patagonia se ha asilvestrado y habita principalmente en ambientes disturbados (terrenos baldíos, bordes de rutas, lugares incendiados). Se establece con facilidad en lugares abiertos y también en bosques mixtos. Reproducción: Se reproduce mediante semillas y en forma vegetativa a partir de rizomas. Peligrosidad: Especie invasora muy agresiva en otros lugares del mundo. Su habilidad de rebrotar rápidamente tras un disturbio (fuego, poda), su hábito rizomatoso y el gran banco de semillas que forman en los lugares que coloniza hacen que esta maleza impida el establecimiento de la vegetación nativa en ambientes alterados. Estas mismas características la convierten en una planta muy difícil de erradicar una vez establecida. Manejo y Control: Cuando las poblaciones son pequeñas, esta maleza puede erradicarse a través de métodos mecánicos si se eliminan los rizomas que forman y se lleva un monitoreo continuo para evitar que posibles fragmentos de los mismos regeneren. Las poblaciones de gran tamaño son sumamente complicadas de combatir, principalmente debido al persistente banco de semillas que forman. Es por ello que en este último caso deben plantearse planes de manejo a largo plazo.

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Pinus contorta Dougl.ex Loud (Pinaceae) pino contorta
Origen: América del Norte. Distribución: Esta especie ha sido citada para los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi,. Hábito: Árbol. Descripción: Especie de porte variable, dependiendo del lugar donde crece, pudiendo alcanzar los 50m de altura. Su copa es más bien asimétrica y esta compuesta por ramas retorcidas. La corteza, de color marrón-rojiza y mayormente grisácea en la superficie, se agrieta y en los adultos forma placas que pueden desprenderse. Las acículas son cortas (2-7cm de largo), de color verde claro y de ubican de a pares en las ramas. Los conos, de 3-6cm de longitud, son sésiles y erguidos, de color marrón claro, base asimétrica y forma retorcida, a lo cual debe el nombre esta especie. Hábitat: Estos árboles crecen en forma agrupada en áreas alpinas y subalpinas de varios lugares del mundo. Son capaces de desarrollarse tanto en el bosque como en turberas, pastizales y matorrales. Reproducción: Por semillas. Peligrosidad: En Nueva Zelanda esta planta se naturalizado y es considerada como la conífera más agresiva y peligrosa invasora. Debido a la gran cantidad de semillas que esta especie forma y a la distancia que pueden alcanzar las mismas, frecuentemente escapa de cultivos y se dispersa con gran facilidad en áreas naturales montanas. Esta pinácea forma poblaciones densas que excluyen a la vegetación autóctona, incrementando además en gran medida el riesgo de incendios.

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Potentilla recta L. (Rosaseae)
Origen: Eurasia. Distribución: Existen pocas citas acerca de la distribución de esta especie en Patagonia (sólo ha sido registrada en las localidades de El Bolsón, Dina Huapi y Cholila), por lo que se supone que esta planta acaba de introducirse y por el momento sería una maleza fácil de controlar. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Esta planta posee tallos erguidos de hasta 80cm de altura, con largos pelos. Sus hojas son de color verde claro y también pilosas, poseen 5-7 lóbulos lanceolados de bordes dentados que le dan una apariencia palmada. Las hojas basales son de mayor tamaño que las que se encuentran en el tallo, pero es en este último donde puede distinguirse su posición alterna. Sus flores están formadas por 5 pétalos de color amarillo claro rodeando un centro amarillo más intenso. Los frutos son secos, de 1 a 2 mm de longitud, de color marrón. En la región existe una especie nativa de Potentilla (Potentilla chiloensis) de la cual se diferencia porque esta última tiene flores blancas, y presenta el receptáculo carnoso, rojo a la fructificación. Hábitat: Esta planta coloniza fácilmente áreas disturbadas (campos abandonados, jardines, bordes de caminos y vías) pero también es capaz de invadir ambientes naturales, tales como praderas, matorrales y bosques abiertos, especialmente aquellos de suelo húmedo (borde de mallín). Reproducción: Se reproduce casi exclusivamente por semillas. Peligrosidad: En diferentes lugares del mundo se ha citado a esta especie como peligrosa invasora, incluso de áreas naturales. Presenta gran capacidad para expandirse, pudiendo desplazar a la vegetación nativa del lugar (principalmente en praderas y bosques abiertos). Además, debido a que ésta es una especie pionera, coloniza rápidamente los ambientes disturbados, no dejando oportunidad a la vegetación autóctona de reestablecerse en los mismos. Manejo y Control: Si esta planta se ha establecido y domina una gran área, su control y erradicación pueden ser sumamente complicados. En estos casos suele ser necesario utilizar una combinación de métodos químicos y biológicos para erradicar la maleza en forma efectiva. Por otro lado, si bien los métodos químicos suelen ser efectivos, esta planta posee cierta resistencia a algunos herbicidas. Pueden aplicarse métodos mecánicos para el control de poblaciones pequeñas si ésos implican remover el sistema radical de la planta. La poda no es efectiva ya que la planta rebrota vigorosamente.

Foto: Javier Puntieri

Prunus avium L. (Rosaceae) cerezo
Origen: Eurasia y Norte de África. Distribución: Esta maleza ha sido observada en los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Árbol. Descripción: Este árbol puede alcanzar los 25-30m de altura. Su corteza es lisa, de color marrón rojizo y se desprende en anchas bandas transversales en los individuos adultos. Las hojas son caducas, simples, ovado-oblongas y de margen irregularmente aserrado, son verde mate en el haz y blancuzcas y pilosas en el envés. Posee flores blancas formadas por 5 pétalos que aparecen antes o al mismo tiempo que las hojas. Su fruto, muy conocido y sumamente apreciado, es globoso, carnoso y de color rojo. Hábitat: El cerezo tiene una gran capacidad de adaptación a distintas áreas climáticas. Es tolerante al frío y prefiere lugares con buena iluminación, tales como márgenes de bosques, claros de bosques alterados y áreas abiertas próximas a caminos y vías. Reproducción: Se reproduce a través de semillas. Peligrosidad: Es una especie exótica que en la actualidad está ampliando su distribución debido a que las aves consumen sus frutos y la dispersan grandes distancias. Manejo y Control: Pueden aplicarse métodos mecánicos que eliminen la porción aérea de las plantas, siendo necesario a continuación continuar con un monitoreo continuo que permita eliminar rebrotes y plántulas.

Prunus cerasus L. (Rosaceae) guindo, cerezo ácido
Origen: Eurasia. Distribución: Esta maleza ha sido observada en los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Árbol. Descripción: Este árbol pequeño presenta un tronco relativamente corto y suele alcanzar los 5m de altura, su corteza es pardo-rojiza, levemente brillosa y no se resquebraja como la del cerezo. Sus hojas son caducas, simples, de ovales a lanceoladas y terminan bruscamente en una punta corta, los márgenes son finamente aserrados, el haz es brilloso y no posee pelos. Las flores aparecen junto con las hojas, son de color blanco y están agrupadas en racimos. Sus frutos, redondeados y con una depresión en el ápice, son de color rojizo a negruzco, jugosos y ácidos. Hábitat: Al igual que el cerezo es tolerante al frío y prefiere ambientes bien iluminados. Suele habitar en lugares próximos a caminos, márgenes de arroyos y de bosque. Reproducción: Se reproduce por semillas. Peligrosidad: Al igual que el cerezo, esta especie exótica está siendo rápidamente propagada por las aves que consumen sus frutos y la dispersan grandes distancias. Manejo y Control: Pueden aplicarse métodos mecánicos que eliminen la porción aérea de las plantas, siendo necesario a continuación continuar con un monitoreo continuo que permita eliminar rebrotes y plántulas.

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Pseudotsuga menziesii (Mirbel) Franco (Pinaceae) pino oregón, abeto de Douglas
Origen: América del Norte. Distribución: Por su buen crecimiento y las propiedades de su madera esta especie se ha difundido por el mundo, encontrándose grandes plantaciones en Nueva Zelanda, Chile, Argentina y muchos países de Europa. Entre las áreas protegidas de Patagonia esta especie ha sido citada dentro de los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Árbol. Descripción: Árbol de gran talla que puede alcanzar los 100m de altura (es considerado uno de los árboles más altos del mundo). Su corteza es de color grisáceo y mientras que en los árboles jóvenes es delgada y suave, en los adultos es áspera, gruesa y profundamente agrietada. La copa puede ser cónica o más bien irregular. Sus ramas, que crecen en forma horizontal respecto del tronco, poseen acículas flexibles, de color verde intenso y glaucas en el envés. Éstas miden 1530mm de longitud, su ápice es redondeado, se disponen en cepillo entorno a las ramas y dejan una cicatriz oval al caerse. Las flores de ubican en conjuntos terminales, siendo las Inflorescencias masculinas de color verde-amarillentas y las femeninas más verdosas o rojizas. Sus piñas marrón claro tiene una forma ovoide-cónica, son colgantes, de 5-10cm de longitud y poseen unas brácteas con tres puntas que sobresalen entre sus escamas. Sus semillas son aladas. Hábitat: Si bien esta especie se adapta a una gran variedad de condiciones ambientales y presenta resistencia a las sequías, crece preferentemente en suelos húmedos, bien drenados y ligeramente ácidos. Puede hallarse en parques y jardines de todo Patagonia, pero también crece en los márgenes y en el interior del bosque. Reproducción: En la naturaleza se reproduce exclusivamente por semillas. Peligrosidad: Esta especie desarrolla numerosas semillas que pueden alcanzar grandes distancias, pudiendo entonces escaparse de cultivo y propagarse a través de amplias áreas con facilidad. En Nueva Zelanda sus plántulas son capaces de formar densos sotobosques que excluyen a la vegetación nativa. En los bosques de Patagonia puede observarse que esta especie compite activamente con la vegetación autóctona, siendo capaz de formar grandes parches monoespecíficos que impiden el desarrollo de otro tipo de plantas. Además, debido a la resina que producen estos árboles pueden incrementar en gran manera el régimen de fuego del habitat que invaden.

Foto: Javier Puntieri

Foto: Javier Puntieri

Rosa canina L. (Rosaceae) rosal silvestre, rosal perruno, escaramujo, agavanzo, zarzarrosa
Origen: Eurasia y Noroeste de África. Distribución: Especie que ha sido introducida en diversos lugares del mundo, naturalizándose en muchos de ellos. Existen escasos registros de esta planta como invasora de comunidades naturales de Argentina. En Patagonia ha sido detectada recientemente (año 2004) en los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Arbusto. Descripción: Arbusto enmarañado de raíz fibrosa y tallo ascendente, ramificado, de hasta 3-4m de altura. Sus tallos son retorcidos, arqueados o erectos, de color mayormente rojizo y provistos de aguijones pequeños, fuertes y curvados,. Las hojas están compuestas por 2 ó 3 pares de folíolos ovales de margen serrado, son caducas y no poseen pelos. Sus flores son rosadas o blancas, solitarias o agrupadas de hasta 4 y sus frutos son ovoides y de color rojo intenso. Los tallos de esta especie son menos ramificados y presentan menos espinas que los de la rosa mosqueta, y son más rojizos. Por otra parte las flores son de un color rosa más pálido, y en los frutos maduros de esta especie no persisten los sépalos (en la rosa mosqueta sí) Hábitat: Prefiere ambientes de clima templado a templado-frío. Se desarrolla muy bien en bosques abiertos, matorrales y bordes de caminos. Frecuentemente se la halla coexistiendo con la especie Rosa rubiginosa (rosa mosqueta) en áreas abiertas y degradadas de la región andino-patagónica. Reproducción: Se reproduce tanto por semillas como vegetativamente. Peligrosidad: El género Rosa comprende numerosas especies registradas como peligrosas invasoras en áreas naturales de diferentes regiones del mundo. Según estudios realizados en Patagonia, R. canina es una especie que actualmente estaría en expansión. Manejo y Control: Pueden aplicarse agentes químicos y biológicos para el control de esta maleza, pero en áreas naturales se aconseja, de ser posible, la utilización de métodos mecánicos. Debido a que esta especie no se encuentra aún ampliamente distribuida, es posible aún realizar planes de manejo, control o erradicación de la misma basados en la manipulación física de las plantas (poda, quema controlada, remoción), teniendo en cuenta que deberá monitorearse el área de donde se desea eliminar esta maleza para evitar su posterior regeneración.

Rosa multiflora Thunb. (Rosaceae)
Origen: Asia. Distribución: En Patagonia esta especie tiene actualmente una distribución restringida, hallándose citada sólo para los alrededores de la ciudad de Bariloche, vecina al Parque Nacional Nahuel Huapi. Hábito: Arbusto. Descripción: Arbusto espinoso de 4-6 m de altura, con ramas largas y arqueadas. Sus hojas semipersistentes son alternas y se encuentran compuestas por 5-9 folíolos ovales, opacos, generalmente aterciopelados y de bordes dentados. Un carácter distintivo de esta especie es la presencia de estípulas en la base del pecíolo, que asemejan manojos de pelos rígidos, fusionados. Sus flores poseen pétalos blancos o rosas en torno a los estambres de color amarillo y se encuentran reunidas en racimos. Los frutos, pequeños y de color rojo, pueden persistir en la planta todo el invierno. Hábitat: Esta especie tiene gran tolerancia a diferentes tipos de suelos y a distintos regímenes de humedad y luz. Habita generalmente en lugares abiertos tales como praderas, pastizales y márgenes de rutas, pero también es capaz de desarrollarse en orillas de ríos y en claros dentro del bosque. Reproducción: Se reproduce por semillas y en forma vegetativa a partir de algunas ramas que en contacto con el suelo desarrollan raíces. Peligrosidad: Esta rosa exótica es una maleza muy prolífica que ha sido citada como peligrosa invasora en diversos lugares del mundo. Debido a la gran cantidad de semillas que produce y a su capacidad de reproducirse vegetativamente esta planta es capaz de formar grandes parches monoespecíficos e impenetrables que excluyen la vegetación autóctona. Esta especie forma también grandes bancos de semillas que pueden permanecer viables por muchos años. Además, sus frutos persisten en la planta todo el invierno, llamando la atención de numerosas aves que los consumen y dispersan. Las plantas detectadas en los alrededores de Bariloche no se han propagado desde que se tiene conocimiento de su presencia (más de 10 años), no se expanden por multiplicación vegetativa, y no forman frutos. Es posible que sus flores no se autofecunden o que no haya otros individuos próximos en suficiente densidad como para que ocurra la polinización. Sin embargo esta situación podría cambiar en el mediano plazo, y la especie podría transformarse en una invasora agresiva. Manejo y Control: Si bien pueden aplicarse agentes químicos y biológicos para el control de esta maleza, éstos en general no son selectivos y afectan también a la vegetación circundante, por lo que las técnicas mecánicas son las más convenientes de utilizar en áreas naturales protegidas. Puede controlarse esta maleza si se podan o queman las plantas 3-6 veces al año durante 2-4 años y se controla el rebrote de las mismas.

Rosa rubiginosa L. (Rosaceae) rosa mosqueta, rosa eglanteria
Origen: Europa. Distribución: Esta especie se ha naturalizado en gran parte de la zona andina tanto en Chile como en la Argentina. En nuestro país se extiende desde Mendoza hasta Chubut y se halla citada para áreas protegidas y naturales de Patagonia tales como los Parques Nacionales Los Alerces, Lanín, Lihue Calel, Nahuel Huapi y Lago Puelo. Hábito: Arbusto. Descripción: Es un arbusto erguido, con numerosas ramas que nacen desde la base y que pueden sobrepasar los 2,5m de altura. Sus tallos son flexibles, curvos y están cubiertos de espinas curvadas de color blanco-violáceo. Las hojas son caducas y están formadas por varios folíolos de bordes serrados y superficie lustrosa. Las flores poseen cinco pétalos rosados y generalmente se agrupan en conjuntos espesos y terminales. Su fruto es ovoide, alargado, rojo brillante en la madurez. Hábitat: Prefiere ambientes de clima templado a templado-frío y terrenos degradados (bordes de caminos, esteros, matorrales), pero también se desarrolla muy bien en bosques abiertos. Aparentemente la falta de luz es un limitante para esta planta, ya que su presencia es baja o nula en ambientes arbóreos cerrados y bien desarrollados. Reproducción: Se reproduce por semillas y vegetativamente. Peligrosidad: En la actualidad esta especie se propaga en forma agresiva en la región andinopatagónica, donde forma grandes poblaciones que presentan alta capacidad reproductiva y que parecen estar en avance. Esta planta posee gran capacidad para colonizar suelos erosionados y pobres en nutrientes, por lo que es muy buena competidora y dificulta que la vegetación nativa pueda reintroducirse en lugares alterados. Sin embargo, a diferencia de la retama, su follaje abierto y caduco permite el crecimiento de renuevos de especies arbóreas y arbustivas dentro de las matas. Manejo y Control: Pueden aplicarse métodos mecánicos para la erradicación de esta especie siempre y cuando se elimine la mayor parte del sistema radical de la planta y se controle su posterior regeneración, de otra manera se podría favorecer su multiplicación y propagación. El INTA de Esquel desaconseja este tipo de procedimiento para la erradicación de esta maleza y propone el uso de herbicidas. Por otro lado, se sugiere eliminar esta maleza en áreas de uso público o bien cuando implique una amenaza para la conservación de un ambiente natural, habitat o especie, pero no se aconseja realizar acciones de control en áreas en proceso de recuperación ya que esta especie podría facilitar la recuperación del bosque nativo al impedir el ramoneo sobre los renovales.

Foto:Richard Old, www.xidservices.com Foto: Natalia Fernández

Foto: Natalia Fernández Foto:Richard Old, www.xidservices.com

Foto:Richard Old, www.xidservices.com

Sorbus aucuparia L. (Rosaceae) serbal de cazadores, sorbo
Origen: Eurasia. Distribución: Especie endémica de regiones frías y templadas del Hemisferio norte. En Argentina su distribución se limita a zonas urbanas y suburbanas vecinas a los Parques Nacionales Lanín y Nahuel Huapi. Hábito: Árbol. Descripción: Árbol caducifolio, generalmente pequeño, que puede alcanzar los 20m de altura. Su corteza es roja-grisácea y lisa, pero comienza a fisurarse con la edad. Sus hojas son alternas, compuestas, es decir que están formadas por varios folíolos (5-7 pares), y de bordes fuertemente dentados en la mitad superior. En el otoño su coloración rojiza es muy llamativa. Sus flores despiden un fuerte aroma, están ubicadas en grandes conjuntos terminales y son de color blanco o blanco-cremoso. Los frutos globosos y de color anaranjado brillante o rojo intenso persisten largo tiempo en el árbol. Hábitat: Esta especie crece en lugares preferentemente luminosos y de suelos ácidos, se desarrolla muy bien en regiones boscosas y montañosas de clima templado. También crece en bordes de rutas, márgenes de zonas cultivadas y en arbustales. Reproducción: Se reproduce por semillas y por separación de los vástagos que aparecen al pie de las plantas adultas. Peligrosidad: El serbal produce miles de semillas cada año, y éstas permanecen viables en el suelo por 5 años o AÚN más tiempo. Sus frutos blandos y jugosos atraen a los pájaros, quienes diseminan sus semillas a grandes distancias respecto del lugar donde se encuentra el árbol, pudiendo ser esto una gran dificultad para controlar la dispersión de esta especie en la región. Se encuentra naturalizado en bosques lluviosos de Alaska, donde puede ser dominante, y también ha sido citado invadiendo comunidades boscosas en Wisconsin (USA), por lo que es un potencial invasor en bosques fríos y templados. Manejo y Control: Los ejemplares rebrotan al ser cortados por lo cual es conveniente aplicar localmente herbicidas en el tocón para prevenir el rebrote.

USDA-NRCS PLANTS Database / Herman, D.E. et al. 1996.

USDA-NRCS PLANTS Database / Herman, D.E. et al. 1996.

Foto: Javier Puntieri

Tanacetum vulgare L. (Asteraceae) hierba lombricera, tanaceto, atanasia
Origen: Europa. Distribución: Maleza que se ha naturalizado en varios lugares del mundo. En Patagonia se halla citada para los Parques Nacionales Los Alerces y Nahuel Huapi. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Hierba que puede alcanzar 1,5m de altura. Posee numerosos tallos erguidos y angulosos, de color rojizo. Sus hojas son alternas y finamente divididas, con bordes marcadamente dentados y pelos que le dan color blanquecino, muy aromáticas. Las hojas se hacen más pequeñas y con divisiones menos profundas en la porción superior de la planta. Las flores, amarillas y tubulosas, se ubican en compactos conjuntos terminales con forma de cabezuela. Hábitat: Es característica de lugares disturbados con suelos pobres, húmedos y con alta disposición de luz. Es frecuente en bordes de caminos, pero también en sitios afectados por disturbios naturales, como llanos de inundación de los ríos. Reproducción: Se reproduce por semillas y vegetativamente a partir de su sistema radical. Peligrosidad: Especie herbácea citada como peligrosa invasora en varios lugares del mundo. Su hábito rizomatoso y la gran cantidad de semillas que produce la hace una maleza difícil de controlar y erradicar. Manejo y Control: Debido a que esta maleza es capaz de regenerarse a partir de fragmentos de raíces, la remoción mecánica (por poda, quema o pastoreo) de la porción aérea de las plantas no puede utilizarse como única técnica de manejo, ya que si bien disminuiría el número de semillas que las mismas producen, podría favorecer la propagación vegetativa de la especie. Se recomienda entonces la aplicación de métodos mecánicos y químicos (herbicidas) conjuntamente y un posterior control del lugar para evitar que la especie regenere. Presenta una alta concentración de compuestos volátiles, por lo que los parches densos y secos propagan muy rápidamente el fuego. La aplicación de fuegos controlados en la primavera puede reducir el riesgo de incendios durante el verano, aunque los fuegos frecuentes también pueden incrementar el hábitat de la especie.

Ulex europaeus L. (Fabaceae) tojo
Origen: Europa. Distribución: En Patagonia se ha encontrado asilvestrada en los Parques Nacionales Lanín, Los Alerces, Los Glaciares, Lago Puelo y Nahuel Huapi. Hábito: Arbusto. Descripción: El tojo es un arbusto siempreverde y muy ramificado que puede llegar a medir 3m de altura. Al igual que la retama es una leguminosa, pero se diferencia ésta por formar gran cantidad de hojas y ramas espinosas, todas ellas de color verde. Las flores son amarillas, vellosas y divididas en dos labios. Hábitat: Se adapta fácilmente a suelos disturbados, pobres y secos. No se desarrolla bien en lugares sombreados. Es capaz de crecer en matorrales y pastizales, también en los márgenes del bosque. Reproducción: Se reproduce principalmente por semillas, pero también lo hace en forma vegetativa a partir de su extenso sistema radical. Sus semillas pueden permanecer latentes en el suelo, hasta 30 años Peligrosidad: Debido a la gran cantidad de semillas que produce y la prolongada latencia de las mismas, a su capacidad de reproducción vegetativa y rápido crecimiento, esta maleza se encuentra entre las más severas en muchos lugares del mundo. Además, es una planta con alta combustibilidad,, por lo que incrementa en gran medida el riesgo de fuegos en aquellos lugares donde se establece. En Chile es considerada una de las plagas más severas, principalmente en el sector entre los 37° y 43° L.S. En Australia se considera una de las peores malezas, y ha sido clasificada como maleza de importancia nacional Manejo y Control: Una vez que esta especie se ha establecido su erradicación es sumamente difícil. La clave para controlar su propagación está en evitar que las plantas florezcan o bien en reducir el número de semillas que éstas producen. Existen agentes químicos y biológicos que pueden aplicarse para el control de la especie (en Chile se está poniendo a prueba un el control biológico con una polilla - Agonopterix ulicetella – que presenta una alta especificidad hacia el tojo ). Los métodos mecánicos que eliminan la mayor parte de la planta suelen dar buenos resultados si se aplican conjuntamente con agentes químicos y/o si se realiza un monitoreo continuo del área para eliminar las plántulas que puedan aparecer.

Foto: Javier Puntieri

Viola odorata L. (Violaceae) violeta, violeta dulce
Origen: Eurasia. Distribución: Naturalizada en varios lugares del mundo, incluyendo gran parte de nuestro país. En Patagonia está citada para el Parque Nacional Lago Puelo. Hábito: Hierba perenne. Descripción: Hierba rizomatosa cuyas hojas parten de la base de la planta, sin presentar un tallo bien definido. Puede alcanzar los 15 cm de altura y sus hojas son verde oscuras, enteras, acorazonadas u ovaladas y presentan pelos tanto en el haz como en el envés, por lo cual son ásperas al tacto. Las flores son de color violeta intenso (raramente blancas) con 5 pétalos desiguales y despiden un aroma agradable y dulzón. Hábitat: Habita en bosques y zonas húmedas, pudiendo desarrollar extensas cubiertas sobre el suelo en lugares sombríos. Se desarrolla bien en los claros y márgenes de bosques. Reproducción: Se multiplica mediante semillas, pero principalmente en forma vegetativa a partir se sus extensos estolones. Peligrosidad: Especie citada como invasora en numerosos lugares del mundo. Su hábito rizomatoso la hace una maleza difícil de erradicar una vez establecida.

Foto © p. fontaine 2005 - 2007

Foto © p. fontaine 2005 - 2007

Foto © p. fontaine 2005 - 2007

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful