You are on page 1of 29

PROLOGO

Esto representa a título personal un desafío y motivación, no solo por conocer estadísticas conformes a la convocatoria realizada a incorporar niños y adolescentes a familias desde el Gobierno de la Provincia del Neuquén, sino responde a la entrañable necesidad de investigar en detalle la situación concreta de estos chicos, que por diferentes motivos, que tratare de dar a conocer están a la espera de una “familia sustituta o solidaria”. Al pensar en abordar esté tema. Sin ninguna duda el amor por mi familia, es el motor que me moviliza a trabajar sobre esta problemática y, para dar a conocer un poco más de lo que representa, la familia y mi hijo en mi vida. A continuación me interesa compartir un poema al que escribí a mi hijo Tiago, del cual me encontraba embarazada de seis meses. O sea, pone al descubierto mi valor moral y emocional de la representación del ser – madre – eje funcional e importante de la vida.

Una gran ilusión

Sos la ilusión de mi vida, porque sos la célula de amor, que día a día crece en mí. Dado, que sos y serás el ser por el cual sacrificaría todo. Ahora bien, de mi te alimentas, para ser un niño fuerte y sano en este vientre donde estoy segura, que te sentís cómodo y feliz. Porque ese es uno de los tantos deseos de amor y bendición, que tengo para vos, mi bebe. Siento, que formas parte de este sueño, este gran anhelo de ser mamá y junto a vos, estoy descubriendo el milagro de ser mujer. Te amo Hijo -AÑO 2001.-

INDICE

Introducción

1

CAPITULO I: “Familia”

2

1.1 Concepto de familia 1.2 Funciones de la familia

2 3

CAPITULO II: “Familia sustituta”

6

1.1 Revisión histórica del programa familias sustitutas en Neuquén 1.2 Función de una familia sustituta 1.3 Pobreza y crisis institucionales

6 7 9

Conclusión

21

Anexo

23

BIBLIOGRAFIA

WWW.Ministeriodedesarollonqn.blogspot.com

www.observatoriojovenes.com.ar

www.hoprome.or.ar

Cuadro del indec - (ver anexo) www.indec.gov.ar

Encuesta realizada Sra. Graciela Davichino - (ver anexo)

“Las mujeres como madres en las políticas de asistencia. El caso de las familias cuidadoras” Lic. En Psicología, becaria posgrado tipo I conicet Alma Hasan

“Las mujeres padecen dos opresiones: la clase y la de género” Docente y periodista Elena Luz González Bazán www.anred.org/article.php3?id_article=2331

Adopción “Manual de procedimientos para la formación de la familia adoptiva” Sr. Francisco Pilotti

“Historia de las ideas políticas” La Ley, Buenos Aires, 1971, cap V - Marcel Prélot

“Los derechos de nuestros chicos” Ley 26.061- Doctora Ana María González

“Familias sustituta” en Neuquén Doctor Miguel Martínez.

“Dejan un bebé en la puerta de un hogar religioso” diario Rio Negro -12/07/2011. Ver anexo-

“Se reaviva el debate por la adopción” diario La Mañana Neuquén – 17/07/2011. Ver anexo-

Estilos de crianza….¿modelos de país? por Luciana Vázquez – diario La Nación 10/04/2011 –Publicado en edición impresa.

INTRODUCCIÓN

En este trabajo presento una problemática relacionada con la ausencia de familias sustitutas, ya que en la actualidad, se encuentran cerca de 50 menores de entre 9 a 12 años esperando un hogar. ¿Será qué son un número más en una lista de espera, para establecerse en un hogar? Son algunas de las tantas preguntas que refutare y como mayor logro, intentare profundizar en los desencadenantes sociales y emocionales, que infieren en los vínculos entre postulantes a padres sustitutos y el niño que se integrará a una familia ajena en un comienzo hasta tanto se establezcan las futuras relaciones familiares de orígenes. En consecuencia, “En el caso de darse las condiciones de incorporar a un niño o adolescente a una familia sustituta, éste logra estabilidad emocional y el programa logra cumplir de manera exitosa su función”. Para llegar a esta hipótesis, me pregunte sí: ¿Influye de manera positiva la incorporación de un niño a una familia cuidadora? ¿Es exitoso el trabajo de las familias sustitutas? ¿Logran estos niños, ser felices y cuidados verdaderamente? Así pues delimitar los parámetros de funcionamiento, que determinan el rol central de las familias sustitutas o cuidadoras. A fin de, que se favorezca el vínculo de ese niño y el posible retorno a su núcleo familiar de origen. Todos estos temas, serán analizados más adelantes. Como así también, profundizaré en la legislación de la convención de los Derechos del niño y de nuestra Ley provincial, y ahondar en el concepto de familia y adopción.

1

Capítulo I FAMILIA

1.1 Concepto de familia

Según la enciclopedia Larousse una familia es "un conjunto de personas de la misma sangre, del mismo linaje, de la misma casa". La familia constituye un elemento fundamental de la persona, como tal punto que nos formamos en una identidad desde el seno de una familia lo vivido en el seno de un ambiente familiar ejerce su influencia, para la identidad personal de los componentes de esa familia. Según Elshtain (1980) entiende a la familia como “el lugar de las esperanzas más entrañables, los lazos humanos más profundos y resonantes”. Wainerman (1994) la define como “el conjunto de personas, en general emparentadas, que comparten una casa y participan de actividades ligadas al mantenimiento cotidiano” y. De acuerdo, al antropólogo Murdock, la familia “Es un grupo social caracterizado por la cooperación económica, residencia común y reproducción. Incluye adultos de ambos sexos, al menos dos de los cuales mantienen relaciones sexuales aprobadas socialmente, con uno o más hijos nacidos de dichas relaciones o que han sido adoptados por ellos”. En cuanto al termino de relaciones sexuales aprobadas socialmente, me permito disentir con el antropólogo, ya que en esta era contemporánea, es frecuente realizar diferentes prácticas médicas – científicas – que garantizan a esos futuros padres concebir hijos, sin haber contraído relaciones sexuales necesariamente, sean o no parejas heterosexuales las que consientan la posibilidad de progresar. A condición de que siempre exista tanto un ovulo, como un espermatozoide, que dan origen a la fecundación natural o asistida. Estos avances científicos permiten una noción más amplia de cuando programar un embarazo, con quién, en el vientre de quién, con los óvulos o espermas - de quién elijamos - y una alta certeza de conocer su patrón genético. Es decir, que color de ojos tendrá, su tez, intelecto y demás, detalles solo con recurrir a la ciencia.
2

Por lo tanto confrontar, negar, intervenir, acordar, no son anomalías de la sociedad en relación a este tema, sino una nueva manera de re-inventar la vida.

1. 2 Funciones de la familia

Entre las funciones más destacadas que le corresponde cumplir a la familia, están la reproducción cotidiana y reproducción generacional de los miembros de la sociedad – reponen a su población -. La primera de estas funciones se refiere al conjunto de procesos de reproducción generacional (nacimiento, alimentación, salud, socializacion, educación y descanso) por los cuales todos los individuos reponen su existencia y capacidad de trabajo. Al destacar la función reproductora de la familia, queda en evidencia la naturaleza cíclica de la institución, ya que se enfatiza su papel central en el reemplazo generacional. Esta característica esta conceptualizada a través del llamado ciclo familiar, en el que se distinguen tres fases 1) matrimonio o unión, que constituye el inicio de la formación de la familia; 2) desarrollo de la familia, en el que se da, normalmente, una etapa de expansión que cubre el periodo que va desde el matrimonio hasta que se completa la dotación de hijos de la familia (fecundidad que dependerá de la interacción de factores biológicos, sociales, culturales y económicos y una etapa de dispersión en la que los hijos empiezan a contraer matrimonio; 3) el divorcio o muerte, marca la disolución de la familia, dando lugar a los hijos, quienes ya han empezado, o empezarán, nuevos ciclos familiares.

Según Danny Barry se baso en el concepto de que una familia es “Un conjunto de personas parientes o no que viven en una misma casa”, distingue varios Tipos de familia:

-Familia nuclear: Está formada por padre, madre e hijo, es la típica familia clásica

3

-Familia monoparental: Sólo hay un padre o madre e hijos o hijas

-Familia monoparental extendida: Hay un progenitor, hijos o hijas y personas de la familia

-Familia monoparental compleja: Hay un progenitor y a su cargo hijos o hijas y comparte vida con personas ajenas a la familia

-Familia unipersonal: Es una familia formada por un componente (soltero)

-Familia compleja: Es una familia en la que en su casa viven personas familiares y no familiares

-Familia extendida: Es una familia que comparte hogar con personas familiares

-Familia bis: Es una familia en la que se produce una ruptura en la pareja y cada miembro de ésta forma una familia nueva

-Familia de Hecho:

4

Este tipo de familia tiene lugar cuando la pareja convive sin haber ningún enlace legal

-Familia formada por parejas de homosexuales y lesbianas: Familias de gays y lesbianas que tienen hijos.

Considero que es posible, que se de cualquiera sea en sus formas todas estas clasificaciones de familia, pero nada será fructífero, si no existe el cariño y respeto, por esas personas que conviven de manera esporádica, permanente, transitoria o más comúnmente heredada. Cada integrante posee un rol en una familia, que se estructurará conforme a la composición de la misma. No siempre quien adquiere un rol en una familia lo realiza de manera responsable, es por ello, que muchas familias hoy se encuentran desechas. Varios pueden ser los motivos, al menos en Neuquén. Según una encuesta realizada por Canal 7 (espacio televisivo) en relación a las familias neuquinas o radicadas en la zona. Arrojó una estadística escalofriante, que en 10 años se separaron por consiguiente el 80% de las parejas que habían contraído matrimonio. No profundizaré en los por qué de estos datos, pero sí es notable, que se han radicado en el alto valle grandes cantidades de familias jóvenes y muchos de ellos no cuentan con el apoyo del resto del contexto familiar, que se encuentran representados por los abuelos, tíos y sobrinos. Esto puede dificultar la administración de los cuidados parentales, además de las exigencias del trabajo (empleo) y la disolución del vínculo amoroso de la pareja. Simultáneamente puede darse una situación de enfermedad, que podría en algunos casos romper con la relación de los progenitores con sus hijos, ya sea por razones laborales indelegables, discordia y violencia entre los progenitores, nuevas familias que se arman. Todo esto puede ser un disparador del por qué nos encontramos actualmente las personas adultas, con casi poco compromiso o interés de estar al cuidado de niños o adolescentes, que no sean nuestros hijos biológicos.

5

Capítulo II FAMILIA SUSTITUTA

1.1 Revisión histórica del programa de familias sustitutas en Neuquén

Realice una revisión del comienzo del programa que se encuentra previsto en la Ley 26.061 de Protección de Niños, niñas y Adolescentes, y la Ley provincial 2.302. En la entrevista con el Doctor Miguel Martínez Director de familias sustitutas, dependiente del Ministerio de Desarrollo Social de la provincia del Neuquén, ubicado en calle Intendente Carro 37 de la mencionada cuidad. No obstante como objetivo primordial fue dar a conocer, que en la actualidad se encuentran 50 chicos distribuidos en los 7 hogares de Neuquén capital que son: Admisión, Misericordia, Convivencia, Conviviendo, Amancay, Malen y hogar Champay. En consecuencia, la incorporación de un niño o varios a una familia sustituta o solidaria no es sencilla únicamente, por la implicancia del significado de brindar cuidados y atención a un niño. Sino también, los inconvenientes que pueden existir al obtener la figura de Guarda Legal de Hecho, que en muchos casos dificulta la incorporación del niño a la obra social de la familia solidaria. De igual manera hay que destacar, que donde exista una familia solidaria, hay esperanza para estos chicos, que como medida extrema han sido separados de los cuidados parentales. Por tanto, en la ciudad de Neuquén el programa de familias sustitutas se dio de una manera “Muy rápida y poco sostenida” sostiene Martínez, ya que “cuando llegamos al programa, nos encontramos con familias con mucha antigüedad en el mismo, ese no sería un problema, el tema es que se encontraban con los mismos chicos que se habían incorporado en la década de los 90. Cuando “en teoría esto debe resolverse jurídicamente mucho antes, por la vía de restitución o declarar la adoptabilidad”. Es decir, un “contexto definitivo” había muchas familias en ese momento que se duda en la actualidad, que hayan sido evaluadas al menos, no
6

hay registro alguno. No sé si era un favor político estar al cuidado de un niño o hermanitos quizás, era la forma que adquirieron las familias cuidadoras en ese tiempo “Se le pagaba un dinero considerable y el resto era un sueldo encubierto o extra de esta manera, uno entiende como esas familias integraban el programa”

Después, con el financiamiento de las políticas sociales desde las aéreas de niñez y familias se les dio mayor relevancia pero, “Son estructuras que desde el Estado se consideran un gasto y no como inversión a largo plazo”, los montos se desactualizaron por lo cual las familias solidarias decidieron devolver a los niños, que habían cuidado por más de seis, ocho y diez años. “Un impedimento sin ninguna duda fue lo – económico- no pudiendo sostener a ese chico ya adolescente fueron – devueltos – a los hogares de donde habían salido, una situación muy triste, para esos chicos”. Mientras, que para las familias sustitutas no recibir ayuda económica empeoro la situación. Como así también, en las aéreas sociales que se encontraban desmanteladas.

1.2 Funciones de una familia sustituta

La incorporación de niños a familias, es y fue siempre una medida judicial Ley 1.613 (antigua) y a partir del año 2000 la Ley provincial 2.302 (actual) .El juez después de avaluar situaciones familiares donde el niño o los niños que tienen derechos vulnerados por abusos, por violencia o negligencia. El juez toma o debiera tomar acciones previas a separar al niño de su familia, posee una estructura técnica administrativa, se supone que si una madre no cumple con los cuidados de su hijo o hijos alguien lo advierte a nivel escolar, un vecino, un dirigente vecinal, alguien denuncia y, se la convoca a la madre ante el juez interviniente .A veces las personas reconocen su problemática familiar mientras que la mayoría lo niega, se toman medidas con la madre se la incorpora a un tratamiento y al niño se lo evalúa con asistencia social, “Debería empezar a funcionar mucho mejor esta estructura comunitaria”, ya que “en la actualidad funciona poco y mal”, otra medida será incrementar las medidas de control de la situación y criterio del juez. Visto que evaluada la situación crítica del niño/a, se decide incorporar al niño a una familia sustituta. En estos tiempos “es la medida extrema” y a veces, se comienza por esta medida a fuerza de añadir al menor a una familia ajena (solidaria). Dicho de otra manera, lo que sucede es que las
7

situaciones familiares llegan sin acciones previas se entiende, que se debe a las crisis institucionales, que no advierten por ejemplo si una madre se encuentra con conflictos con su maternidad. La mirada parcial de separar al niño de su familia original es un acto determinante para muchos niños que son abandonados.1 Además podría atribuirse a la burocracia del no haber trabajado lo debido o porque el juez descree de los cambios de la familia, para los cuidados parentales. Aunque claro “Siempre esta medida debe ser transitoria, al menos eso establece la Ley nacional con respecto al plazo de tres meses, que se hacen poco tiempo para evaluar o diagnosticar al niño y las familias”.

Puesto que, desde la Dirección de familias sustitutas de Neuquén evalúan mediante los seis primeros meses según estos criterios:

-Diagnosticar a la familia, para pensar en su restitución o sea, con su madre, padre o ambos -Hay familiares secundarios que apoyan al niño (tíos y/o abuelos) -La mamá reconoce la situación problemática de negligencia -La madre no reconoce la problemática y se mantiene en una postura de negación. -El papá era el violento y la madre se separa de él -Se evalúa el contacto semanal del niño con su familia biológica -Se detectan las motivaciones e inquietudes de las familias postulantes -Se realiza una evaluación técnica a los postulantes a familias sustitutas -Las familias sustitutas son auditadas por asistentes sociales y psicólogos. Como así también, sus padres biológicos.

1

Ver en anexo “Dejan un bebé en la puerta de un hogar religioso” - artículo periodístico – diario Rio Negro -- 12/07/2011.

8

Con motivo del mencionado proceso de incorporación a las familias sustitutas los chicos reciben, una visita semanal de sus padres biológicos, siempre y cuando el niño y el interés (cariño) de sus padres biológicos lo requieran. Así también, su familia sustituta tiene la opción de darse a conocer por sus padres biológicos, o no. Esto se deja a criterio personal de los postulantes. Dichas visitas se realizan en la sede del programa que reúne las mínimas condiciones contando con un patio chico, un salón al cual se le da uso de (comedor - quincho) y un garaje adaptado. Hay que mencionar que comparativamente a años anteriores en algún momento, éste programa funcionó en los pasillos del Ministerio de Desarrollo Social del Neuquén. Además de los asistentes sociales, psicólogos también existe la figura del operador que se encarga de mediar en los encuentros del niño y su familia biológica. Estas visitas son monitoreadas y evaluadas a través de informes, por los profesionales del área, y es importante mencionar como un agravante del impedimento a las visitas de un padre o ambos progenitores, que hayan abusado (violados) a sus hijos/as. A causa, de esta separación de cuidados parentales del niño, se considera primordial respetar la decisión del niño y las manifestaciones previas a las visitas con sus padres biológicos. Esto se establece en el Articulo N° 15 - Ley 2.302 Derechos a ser oídos- “se garantizará al niño y al adolescente su intervención en todo proceso judicial o administrativo que afecte sus intereses. La opinión de éstos en los citados procesos será tenida en cuenta y deberá ser valorada”

1.3 Pobreza y crisis instituciones

En la actualidad el área social es un área con mucha movilidad, por el cual transcurren e ingresan muchos profesionales recién recibidos, se forman adquieren experiencia, pero dentro del mismo Estado por ejemplo. Un asistente social o psicólogo en el Ministerio Desarrollo social cobra alrededor de 3.500 mil pesos, mientras que en Salud 6.000 mil pesos. “Las clases políticas o niveles de conducción lo entienden lo saben, pero no hay medidas políticas”.

9

El estado debe acompañar al programa, ya que el trabajo realizado es altamente beneficioso, para los niños. Desde la institución de familias sustitutas, se parte de que “se necesitan familias cuidadoras y este acto debe ser solidario y no debe desvirtuarse, ya que no se requiere el cuidado de niños por lastima”. La convocatoria a familias sustitutas debería ser permanente y formar parte de una política de estado, ya que no se fortalece una pauta publicitaria oficial y las articulaciones básicas de prevenciones barriales no son optimas. Sin embargo, el descontento ante las políticas de estado existe “No hay interés en mejorar la estructura presupuestaria del programa de familias sustitutas”, ya que en infraestructura se requiere conseguir un patio con juegos, espacios más amplios, “hay una gran carencia de aporte financiero al área de familias”, que garanticen proyectar en el área, pero comparativamente Martínez, hizo mención a que en años anteriores funcionaban de manera precaria y en la actualidad, se encuentran funcionando satisfactoriamente, en un inmueble alquilado por el Ministerio de Desarrollo Social de la provincia. Según datos recolectados la mayoría de los niños, que se encuentran en espera de una familia solidaria aguardando en uno de los 7 hogares de esta ciudad capitalina, pertenecen a una condición extremadamente pobre. Dicho de otra manera, esta pertenencia a la pobreza, se la podríamos atribuir a la crisis institucionales, que no garantizan políticas públicas acorde a los tiempos, pero en eso no me centralicé, solo hice un muestreo de cuadros, que muestran tanto la distribución territorial de la población patagónica del censo 2010 2, que arrojo una cantidad de 550.344 pobladores. Como así también, los cuadros de población de menores de 14 años según índices (oficiales) de pobreza e indigencia del año 2006 y 2010 3. Me pregunté ¿Es exitosa la tarea de las familias sustitutas? ¿Los niños logran sentirse resguardados? ¿Los niños logran adaptarse al ritmo de una casa sustituta y dejar de sentirse ajenos? A Todos estos interrogantes el representante del Programa me respondió sí como así también en mi experiencia de campo, fue valioso el aporte del testimonio de la

2

Cuadro del indec - (ver en anexo) Ibid.

3

10

Señora Graciela Davichino, madre sustituta y colaboradora de un hogar de menores, que enfatizó en la “importancia de la tarea de las familias solidarias” 4. Con el fin de profundizar en las funciones de la familia y la transcendencia de la maternidad, se destacará como base primordial, la virtud del rol que desempeña el género femenino en su inmejorable trabajo de ser mujeres, que ofician de madres en las políticas de asistencia (familias sustitutas o solidarias), que logran ayudar y proteger a quienes están en el proceso de crecer. Como mencione anteriormente, tuve la posibilidad de conversar con dos madres sustitutas, y es conmovedor entender con el amor y dedicación con el que hacen evocación a cada una de las evoluciones vividas con sus hijos de guarda o adoptados. En ambos casos coinciden en que la labor de la institución de familias, es buena, pero se debería ahondar más en la posibilidad de la adoptabilidad del niño. Según Alma Hasan 5 Se revelan significativas inferencias destacando la presencia de una mujer en el ejercicio de la función materna, ya que el hecho de que las mujeres ejerzan la maternidad resulta un rasgo fundamental en nuestras sociedades y ello promueve una determinada ideología sobre las capacidades y la naturaleza del rol. Se observa entonces que las mujeres, en su función de madres, sea por imposición o naturaleza, finalmente serian el vehículo más fértil para la canalización de algunos programas proyectados por el Estado para enmendar sectores obstruidos y profundamente dañados. Me propongo exponer una mirada muy particular, por la docente y periodista Elena Luz González Bazán 6. Analiza un recorrido histórico de la evolución del papel de la mujer y destaca dos dificultades a enfrentar “Las mujeres padecen dos opresiones: la de clase y la de género”. Otro punto, es que con “La división social del trabajo y el paulatino relegamiento de la mujer a la esfera privada, lograda lentamente desde el esclavismo, fue instaurándose una imposición social que se fortalece con la política oficial y culpabilizan a la mujer si se escapa de su rol estipulado por el sistema” la autora afirma, que “La mujer asume conciencia de que ella no es sólo un cuerpo funcional apto para criar hijos y mantener el hogar, sino que es parte de una realidad más grande” y reflexiona acerca de las consecuencias negativas del papel subalterno asignado a la mujer no solo afecta a

4

Encuesta realizada Sra. Graciela Davichino – ver anexo. Lic. En Psicología, becaria posgrado tipo I conicet Libro “ Mujer, sociedad y política” Elena Luz González Bazán

5

6

11

ellas, sino “La perdida de la mujer implica un efecto perjudicial tanto para la familia como para la comunidad entera”. Así también Mónica Belli, 7 sostiene que “la maternidad o paternidad es una construcción social, no es un instinto. Entonces para poder maternar, criar un niño, debe ser deseado, debe existir disposición interna para vincularse con él” Es necesario, destacar también la función de la adopción en relación a los conceptos de familia mencionados anteriormente es por ello, que Me involucraré en el material realizado por Francisco Pilotti, quién confeccionó un manual de procedimientos para la formación de la familia adoptiva. La adopción como un caso particular de la constitución de la familia según el diccionario de la Lengua Española de la Real Academia, adoptar significa “recibir como hijo, con los requisitos y solemnidades que establecen las leyes, que establecen las leyes, al que no lo es naturalmente”. De esta definición se desprende que la adopción es un mecanismo socialmente aceptado, que crea entre personas, que no son necesariamente parientes consanguíneos, relaciones ficticias de parentesco y filiación. Se trata, por lo tanto, de un caso especial y particular del proceso de constitución familiar, que se distingue por el hecho que uno o ambos cónyuges no tienen participación en la gestación biológica del individuo que adquiere la condición de hijo adoptivo. La orfandad, el abandono, la pobreza y la separación de los cónyuges constituyen algunas de las crisis más frecuentes que provocan un deterioro o quiebre en los vínculos que unen a los padres y/o a éstos con sus hijos. Debido a estas causas se ven amenazados el desarrollo y la socialización normal del niño, también constituyen un peligro para los intereses vitales de la sociedad. Es por ello que la mayoría de las sociedades disponen de instituciones alternativas a la familia biológica, es decir familias sustitutas, ya que ésta institución se desarrollará en el seno de las familias y más tarde se completará con el proceso de maduración del niño desamparado. Los fundamentos que impulsan a una familia a aceptar la responsabilidad de criar a un niño con el cual no existe vinculo sanguíneo, son diversos y varían culturalmente, aunque es probable que la solidaridad humana esté presente en todos los casos, es preciso señalar que muchos núcleos ven interrumpidos el desarrollo normal del ciclo familiar, a causa de la esterilidad de uno o ambos cónyuges.
7

Miembro del equipo de atención al maltrato y abuso sexual infantil – foro en defensa de la Ley 2.302

12

Para estos casos, el niño ajeno aparece como una solución para asegurar la continuidad de esas familias. La adopción, en su versión moderna, aparece como la solución optima para la crisis del matrimonio sin hijos y, especialmente, para la crisis del niño sin familia propia.

Para entender el alcance del concepto de familia, resulta útil tener presente las cinco tareas más importantes que cumplen los padres biológicos con sus hijos naturales: 1) Gestación; 2) crianza; 3) fomentar y contribuir a la adquisición de habilidades técnicas así como de normas sociales y morales y; 4) ser fuente de identidad social;5) mantener y patrocinar a los hijos hasta que adquieran el status de adulto. En el cuadro, se pudo verificar estas cinco funciones que pueden desempeñarse por arreglos sociales alternativos y familias biológicas y además se desprende el análisis de que la gestación es la única función que solo puede realizar la maternidad/paternidad biológica. Todas las demás pueden cumplirlas la familia adoptiva. 8 Según Mónica Belli 9 “La adopción es uno de los caminos que permite restaurar derechos a los niños cuando su familia biológica no quiso o no pudo hacerlo. Ofrecerle a un niño una familia, cualquiera sea su configuración, que lo reciba con amor, de manera transparente, respetando su historia de origen, cultivando las capacidades maternales y paternales, son aquellas familias que han sabido pacientemente cumplimentar lo que la Ley - el registro- les propone como el camino más seguro para que el dolor, el duelo y ahijamiento garantice este esperado encuentro” Si bien los hogares de guarda o de colocación familiar generalmente brindan una crianza integral al menor, no lo desarraigan totalmente de su familia biológica y no cambian su apellido. Generalmente se trata de una relación temporal, aun cuando puede transformarse en una adopción informal. A menudo los menores en colocación familiar mantienen vínculos afectivos tanto con los padres de guarda como con los naturales. En el TITULO II Artículo 13° - Derecho a la identidad – Ley 2.302 prevé la “preservación de sus relaciones familiares”. Que más adelante examináremos.
8

Cuadro de familias – ver anexo-

9

“Un pacto transparente y reparador” artículo periodístico - diario La mañana Neuquén - 17/07/2011 – ver anexo.

13

Toda institución social es por naturaleza dinámica, es decir no permanece inmutable en el tiempo sino que, por el contrario, está en permanente interacción con las demás instituciones que conforman la estructura social, por lo que el cambio es intrínseco a ella. La adopción, por lo tanto, no ha sido ajena al cambio. Es así como en su evolución pueden distinguirse dos grandes etapas: 1) la adopción “clásica”, institución destinada a solucionar la crisis de matrimonios sin hijos, situación que representaba una seria amenaza para la continuidad del ciclo familiar especialmente en sociedades donde el culto ancestral y la herencia constituían una preocupación fundamental; 2) la adopción “moderna” en la que el énfasis está en solucionar la crisis del niño sin familia. Es por ello que se dice que el fundamento de la adopción pasó de ser “un niño para una familia” a “una familia para el niño”.

Documentos antiguos, leyendas y mitos dan testimonio que la adopción es una institución con siglos de existencia. En efecto, dentro de las primitivas civilizaciones orientales y de la Ley griega y romana, una pareja sin hijos adoptaba a un niño para disponer de un heredero directo o para perpetuar el culto ancestral domestico.

En sentido amplio, podríamos traer a menoría la Republica de Platón 10 , donde los hijos de relaciones legales eran inmediatamente separados de sus padres y criados en guarderías infantiles de la Nación. Aquí los magistrados intervenían nuevamente y rechazaban como futuros guardianes a los niños que les parecían mal conformados o cuyas almas contuviesen otro metal (definición del temperamento) que no fuese el oro o la Plata. Esos niños quedarán “expuestos”. Es decir, que se los dejaba morir por falta de cuidados. Para los nacidos extralegalmente, Platón no dice si se desembarazarán de ellos o si quedaran en situación inferior. Verosímilmente, se dedicará a las necesidades de mano de obra. Con tales costumbres, la sofocracia 11 triunfaba: ni egoísmo por apropiación individual, ni degeneración por casamiento con personas de condición inferior, la selección de sabios se verificaba indefinidamente. Pero más que un antagonismo
10

Marcel Prélot ,Historia de las ideas políticas, La Ley, Buenos Aires,1971, cap V. Poder de la sabiduría, to sopón, o poder del sabio, o sophos.

11

14

a esta argumentación plantónica de su sistema, el ideal es el producto de la intervención activa de un principio exterior.

Cabe recordar que en países como Estados Unidos a mediados del siglo XIX, los hijos no deseados eran eliminados por medio del infanticidio. Vale decir, el bienestar del niño no constituía una preocupación prioritaria, lo que refuerza la noción de que en sus inicios la adopción no era considerada como una institución benefactora de menores sino, más bien como mecanismo que servía a los intereses de familias sin hijos. Durante la Edad Media la adopción perdió prestigio e interés debido a que el derecho feudal consideraba como impropia la convivencia de señores con villanos y plebeyos en una misma familia; además, habían desaparecido las consideraciones religiosas de prolongación del culto de los antepasados (tan vitales en la India, Grecia y Roma) y el problema de la infancia abandonada era prácticamente inexistente en la sociedad feudal. Entre el siglo XIII y XVII no existía la adopción en Inglaterra desde un punto de vista estrictamente jurídico; sin embargo, a través de la institución del “aprendizaje”, huérfanos, abandonados o cedidos por sus padres biológicos, se integraban, en calidad de aprendices, a familias de artesanos pertenecientes a estratos socioeconómicos superiores.

La práctica del aprendizaje se extendió a las colonias norteamericanas en el siglo XVII, donde la incorporación de huérfanos y abandonados en familias “adoptivas”, cumplía con la finalidad de proveer a estas familias de trabajo infantil. Es posible que las “adopciones internacionales” tengan su origen en esa época. En efecto, existen antecedentes que señalan que en 1627, alrededor de 1500 niños huérfanos fueron trasladados por vía marítima desde Inglaterra a colonias del sur de los Estados Unidos para incorporarse como aprendices en familias de colonos.

Las primeras reglamentaciones sobre la situación de menores en familias sustitutas en los Estados Unidos surgieron a raíz de la utilización indiscriminada de menores huérfanos y abandonados como trabajo infantil barato. Al respecto, se considera que el estado de Massachusetts fue el primero que, en el año 1851, promulgó una ley destinada a proteger los intereses de los niños.

Sin embargo, la adopción fue ignorada y omitida de las legislaciones latinoamericanas de principios del siglo actual. Es así como proyectos tan
15

adelantados y elogiados en su época, como el de Dalmasio Vélez Sarsfield, que se transformaron luego, respectivamente, en el código civil argentino, no contenían ningún precepto reglamentando la adopción, con el correr de los años se hizo necesario remediar esta carencia legislativa. Y si de reglamentación hablamos, enfatice dos Leyes esenciales en las que hice referencia al comenzó del texto, ellas son las que dan articulación a las políticas de Estado y garantizarán los derechos y obligaciones del hombre, en efecto destaque el análisis y comentario de la Doctora Ana María González, sobre “Los derechos de nuestros chicos” Ley 26.061 que fue sancionada el 28 de septiembre de 2005, promulgada de hecho el 21 de octubre de 2005, publicada en el Boletín Oficial el 26 de octubre de 2005 y de aplicación obligatoria a partir del 4 de noviembre de 2005, con sujeción a lo dispuesto por el artículo 2° del Código Civil.

El “TITULO I” trata el objeto de la ley, consignando en el artículo 1°, que su objeto es el de proteger integralmente los derechos de las niñas, niños y adolescentes garantizándoles el ejercicio y disfrute pleno, efectivo y permanente de esos derechos, reconocidos en el ordenamiento nacional y en los tratados internacionales de los que la Nación sea parte. En cuanto al límite de edad, se aplica a las personas hasta los 18 años.

En el artículo 3° como "La máxima satisfacción, integral y simultánea de los derechos y garantías reconocidos" en la Ley. Lo puntualiza el mismo artículo cuando se refiere a: La condición de sujeto de derecho de todo niño y adolescente, el “derecho a ser oído” y a que “su opinión sea tenida en consideración”, el pleno desarrollo personal de sus derechos en el medio familiar, social y cultural, su edad, su grado de madurez, capacidad de discernimiento y demás condiciones personales, el equilibrio entre sus derechos y garantías y las existencias del bien común, su centro de vida (el lugar donde hubiese transcurrido en condiciones legítimas, la mayor parte de su vida).

Son también principios genéricos, el de igualdad y el de no discriminación reconocidos en el artículo 28° y el de efectividad según el artículo 29°.

El artículo 4° trata de las políticas públicas fijando las pautas a que habrán de ajustarse las planificaciones de políticas que aseguren al fortalecimiento del rol de
16

la familia en la efectivización de los derechos de niñas, niños y adolescentes, propiciando la constitución de organizaciones y organismos para la defensa y protección de los mismos, estableciendo algunas características tendientes a asegurar su mayor eficacia. La participación comunitaria es contemplada en el artículo 6, basándola en motivos de solidaridad y ejercicio de la democracia participativa, con deber y derecho de la comunidad a ser parte activa en la obtención de los fines legales. La responsabilidad familiar es destacada en el artículo 7° y la responsabilidad gubernamental en el artículo 5°. La responsabilidad familiar es prioritaria, con igualdad de padre y madre en cuanto al cuidado, desarrollo y educación integral de los hijos y con el deber del Estado de asegurar políticas, programas y asistencia apropiados para que la familia pueda asumir su responsabilidad y los padres lo hagan en igualdad de condiciones. La responsabilidad del Estado es indelegable y comprende establecer, controlar y garantizar el cumplimento de las políticas públicas con carácter federal.

El TITULO II “Derechos y Garantías de Niñas, Niños y Adolescentes”, abarca desde el artículo 8° al artículo 26° de la ley 26.061 prevé. Los derechos y garantías enumerados son : derecho a la vida que incluye el derecho a la buena calidad de vida, reconocido judicialmente en numerosos amparos por aplicación de la Convención sobre los derechos económicos sociales y culturales; derecho a la dignidad e integridad personal; a la vida privada e intimidad familiar; a la identidad con garantía estatal de identificación y documentación; a la salud; a la educación y su gratuidad; a la protección de la paternidad y maternidad; a la libertad; al deporte y juego recreativo; al medio ambiente, la dignidad; a la libre asociación; a opinar y ser oído; a la seguridad social; al trabajo de los adolescentes.

Según el artículo 5, de la ley toda " acción u omisión que se oponga a este principio (el interés superior del niño) constituye un acto contrario a los derechos fundamentales de las niñas, niños y adolescentes”. Está establecido el deber de denunciar la vulneración de tales derechos por los miembros de los establecimientos educacionales y de salud, bajo responsabilidad personal artículo 30° y del agente público que reciba la denuncia artículo 31°
17

El “TITULO III” crea un “Sistema de Protección Integral de los Derechos”

La ley 26.061 prevé su conformación en un sistema compuesto por todos los organismos, entidades y servicios que, en un aspecto u otro, intervienen en las políticas públicas estatales y privadas, nacionales, provinciales o municipales relativas a distintos aspectos del goce de los derechos de niñas, niños y adolescentes. Dispone la implementación de la política de protección integral a través de la actividad concertada de acciones de la Nación, las Provincias, la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y los Municipios.

El artículo 33°, por ejemplo, dispone que "La falta de recursos materiales de los padres, de la familia, de los representantes legales o responsables de niñas, niños y adolescentes, sea circunstancial, transitoria o permanente, no autoriza la separación de su familia nuclear, ampliada o con quienes mantenga lazos afectivos, ni su institucionalización”

En el TITULO IV, organiza los órganos administrativos de protección a nivel nacional y federal y deja a la determinación de las provincias y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en uso de su autonomía, la creación y organización de los organismos locales. En el orden nacional se crea y organiza la Secretaría Nacional y se determinan sus funciones, en lo federal se crea y organiza el Consejo federal de Niñez, Adolescencia y Familia y se procede igualmente. Las organizaciones no gubernamentales, también incluías en la ley deberán desarrollar programas y servicios dentro de sus finalidades.

El TITULO V se refiere al “Financiamiento” y señala que se establecerán distintos acuerdos.

Según lo establecía su artículo 77°, la ley fue reglamentada en los decretos Nº 415 y 416 de reciente dictado, manteniendo su espíritu, creando la “Secretaría de
18

Niñez, Adolescencia y Familia” y requiriendo de los organismos locales la individualización de los órganos de aplicación. “Dirección de Niñez” y “Consejo de Derechos”. El Estado, con los órganos administrativos, se convierte o debiera convertirse en el primer garante de esos derechos. Sin embargo el Juez también está obligado a decidir sobre la pertinencia de las medidas dispuestas artículo 40° y 41° inc. b de la ley, pero también a exigir y decidir la aplicación de la ley por aplicación del artículo 20° de la Convención de los Derechos del Niño.

Artículo 20° 1. Los niños temporal o permanentemente privados de su medio familiar o cuyo superior interés exija que no permanezcan en ese medio, tendrán derecho a la protección y asistencia especiales del Estado. 2. Los Estados Partes garantizarán, de conformidad con sus leyes nacionales, otros tipos de cuidado para esos niños. 3. Entre esos cuidados figurarán, entre otras cosas, la colocación en hogares de guarda, la kafala del derecho islámico, la adopción o de ser necesario, la colocación en instituciones adecuadas de protección de menores. Al considerar las soluciones, se prestará particular atención a la conveniencia de que haya continuidad en la educación del niño y a su origen étnico, religioso, cultural y lingüístico. El artículo 40° continúa diciendo: "La autoridad competente de cada jurisdicción, en protección de los derechos de niñas, niños y adolescentes dentro del plazo de setenta y dos horas de notificado, con citación y audiencia de los representantes legales, deberá resolver la legalidad de la medida; resuelta ésta, la autoridad judicial competente deberá derivar el caso a la autoridad local competente de aplicación para que ésta implemente las medidas pertinentes".

“La efectiva transformación plasmada a nivel normativo en la ley, requiere de la creación de los servicios, planes y programas que permitan implementar las políticas públicas que le den sustento. Pero lo más relevante es que requieren políticas públicas y económicas que permitan a sus padres el acceso a un trabajo digno, a una vivienda digna, al reconocimiento pleno de los derechos reconocidos
19

en esta ley pero no sólo a los niños sino también a sus familias y eso supone una distinta distribución de los recursos y de la riqueza”.

En el caso de la reglamentación provincial se establece, según la Resolución 657 sancionada el 7 de diciembre de 1999, la Legislatura de la Provincia del Neuquén, aprueba el texto ordenado de la Ley 2.302, que establece la Protección Integral del Niño y del Adolescente, en sus 109 artículos de los cuales aludí a los más representativos de las garantías y por ejemplo, en el Artículo 33° de la Ley 26.061 y el Artículo 8° de la Ley Provincial 2.302 prevén de similar tratamiento que el niño no debe ser separado de su familia por “carencias materiales” y sí justifica la separación mediante la incorporación en una familia sustituta, solo de “manera excepcional”

El TITULO I en su Artículo 8° Ley 2.302 - Garantía a la convivencia familiar y comunitaria –por el contrario a sus garantías de contención en el grupo familiar y en su comunidad, destaque que estas garantías las prevé la ley conforme a la implementación de políticas de prevención, promoción, asistencia e inserción social según su mención en el artículo, pero en realidad esto no es palpable, ya que las mismas son insuficientes ante las políticas de estado implementadas actualmente en Neuquén. También establece que la separación del niño con su familia constituirá una “medida excepcional” y que “la falta o carencia de recursos materiales no justificara la separación del grupo familiar”. Hay que destacar el espíritu de la ley en resguardar los derechos hacia el niño y adolescente, pero en efecto esto no es lo que ocurre con frecuencia, en su mayoría la separación del grupo familiar, se da por factores socioeconómicos y culturales en los que se vive en la sociedad neuquina.

El TITULO II Artículo 13° - Derecho a la identidad - visto que este derecho comprende una nacionalidad, un nombre, una cultura, a conocer quiénes son sus padres Destaque como fundamental en la función de las familias sustitutas y pensando en la posterior incorporación del niño a su hogar de origen en el caso de ser posible, que se preserven sus relaciones familiares, aún en el caso de adoptabilidad.

20

El CAPÍTULO III Articulo 77° - familia supletoria – la Ley establece la colocación del niño o adolescente en casa de familia supletoria, cuando faltaren los padres, tutores o guardadores. En este caso no necesariamente falta alguno o ambos padres, para que el niño o adolescente espere para ser incorporado a una familia supletoria, pueden ser muchos de los factores de los que apunté en los capítulos anteriores, los que imposibiliten la convivencia de padres e hijos. Un detalle no menor es la valides que posee la preponderancia de la voz del niño en este proceso. Es decir, se lo escucha al niño en la decisión de la incorporación a una familia de guarda.

El CAPÍTULO III Artículo 80° - Arraigo familiar- consistirá en la entrega del niño o adolescente a sus representantes legales, por el terminó máximo de seis meses, responsabilizándolos de su cuidado, es decir es la figura de “familia sustituta” o desde la forma legal “guarda de hecho” .En cuanto al tiempo resulta escaso, ya que cada relación e interacción, no se dan de una manera tan lineal, pero si es un tiempo considerable para un previo inicio e incorporación a una familia solidaria y sus futuras evoluciones en la misma. Este Artículo es la raíz fundacional de mi trabajo de investigación de la figura de “familia sustituta o guarda legal”

21

Conclusión:

¿Solo bastará con buscar lo ideal y lo real? no dejar mi investigación enmarcada como un dato desalentador para estos niños y jóvenes en formación, y más aún un negativo panorama que les deparé de no conseguir una familia sustituta o solidaria, que los resguarde. Será una situación inconsolable para el niño o adolescente de ser negada o imposibilitada esta necesidad de lograr sentirse una persona honrada al recibir amor y cuidados de una familia. A pesar de los avances registrados en las legislaciones latinoamericanas durante los últimos años, es preciso señalar que, debido a la persistencia de obstáculos socioculturales. La adopción o incorporación de cuidados a un niño ajeno (familias sustitutas) no es un medio utilizado de forma masiva como institución beneficiadora de niños y adolescentes. Sera que en estos tiempos modernos, se prevé de Leyes que amparan a los niños y adolescentes, pero nada hace pensar que se ajusten a derecho y que verdaderamente sostengan a los programas sociales (familias sustitutas) que a pesar de grandes dificultades logran hacer su tarea de una manera satisfactoria, agradable y sostenida por un “gran valor”, que es el “solidario”. Si nos remontamos a modelos estructurales de definir la continuidad de la vida de los más jóvenes entenderíamos que, según Aristóteles, que encarno lo real (científico) el ideal surge del hecho mismo, de su estudio y de su confrontación con otros hechos. Para él la Ley se descubre por la observación de la naturaleza. Esta oposición se presenta de manera diferente. Este desprendimiento de la realidad y lo ideal de la filosofía, solo coincide con el concepto de Ley aristotélica, pero no con la legislación Argentina, que sí bien intenta resguardar los derechos de los niños y adolecentes y que he (rescatado su espíritu), tiene un marco teórico jurídico sustentable (representación grafica) se podría decir casi ideal, pero poco real con relación a las políticas de Estado, que dan la sensación de funcionar de manera irregular de no impartir justicia en la Argentina, mientras tanto sigua habiendo chicos judicializados en hogares. La verdadera diferencia es entonces que nuestra legislación Argentina contempla Leyes ideales, como lo expresamos anteriormente poco reales para favorecer las distintas concepciones, confrontaciones, estudio, observación, análisis e intención
22

de las funciones de las que se encarga una familia sustituta, bien mencione el ejemplo de la no incorporación del niño en guarda legal a la obra social de sus padres sustitutos. Las familias sustitutas, se despliegan en el marco de políticas públicas, que pretende disminuir el caudal de niños en hogares y a través de la figura de familia sustituta se intenta re – armar espacios sociales fracturados, pero lo más destacado de esta función, es sin dudas sobrellevar la adversidad de la inexperiencia del vínculo y el complejo camino de la construcción del grupo familiar o familia solidaria y el destacado aporte del rol materno, en la función del cuidado parental. Todo consiste, para el observador, en saber buscar las respuestas. En las ciencias exactas: se necesita un método experimental. Ahora bien, estos tanteos científicos expresan valores totales, personas donde quedan registrados en altos índices de orfandad y pobreza, en realidad ninguno de todos los datos estadísticos que pude recabar lograron revelar a través, de esos porcentajes o listas vacías de postulantes a ser madres y padres solidarios, reflejar la tristeza tanto de esos niños y adolescentes que no poseen familia, como aquellos matrimonios que no pueden ascender al cuidado de un niño y adolescente. Como se ha dicho las posibilidades están dadas para ambos, solo queda concientizar a la sociedad de esta cruel realidad que nos asecha en gran manera, y que forman parte de una verdad social, ya que la misma radica en cada uno de estos 7 hogares de niños y adolescentes neuquinos que siguen esperando por una familia. En resumen, decido entender esta problemática desde una mirada solidaria y especial, conforme al enorme trabajo realizado por el programa de familias sustitutas y el amor, entereza y esfuerzo de aquellos que deciden ser padres/ madres solidarios. Porque la definición de este acto, no es nada más ni nada menos que elegir apostar a la familia (cualquiera sea la compasión de la misma) como así la dedicación y crianza de un niño o adolescente, que es ajeno hasta que dejará de serlo y formará parte de su propia familia. Me alienta saber, que también hay matrimonios que resuelven optar por sumar a sus vidas la experiencia de sentirse padres. Asimismo siguen faltando familias en Neuquén, dispuestas a recibir niños o adolescentes. No sabré asegurar cuanto de felicidad hay en los niños o adolescentes, que se encuentran en guarda o adopción, pero si puedo afirmar con esté trabajo realizado y mi (experiencia de campo), que los niños o adolescentes ubicados en una familia solidaria se encuentran contenidos, cuidados, respetados y sobre todas las cosas

23

se les ofrece la posibilidad de disfrutar de una familia, un valor que deberá ser otorgado por naturaleza al niño en cuestión. Sin embargo, existe la posibilidad legal, que en la mayoría de los casos pude iniciarse como una guarda de hecho. Pero no cabe duda, que la adoptabilidad es la forma más adecuada de cerrar la identidad y las garantías que establecen las Leyes de Protección del niño y del Adolescente, que será el Estado el encargado de forjar con políticas sociales y la entereza de la sociedad de involucrarse sostenidamente en acciones solidarias, para que éstos niño y adolescentes logren apropiarse del valor de poseer una familia, ya que la mayoría de los casos estos chicos suelen adaptarse a sus nuevas familias cuidadoras, de una manera extraordinaria. Creo, que es necesario restaurar y posicionar a la adopción, por encima de la guarda de hecho si bien, ésta cumple su función satisfactoriamente, pero genera vacios legales, descontento a las familias cuidadoras y especialmente a los chicos. Porque en el plazo de 6 meses, serán evaluados como así también, sus respectivas familias cuidadoras. Porque el destino final en la familia sustituta, no es la adoptabilidad, sino un hogar transitorio, para la incorporación del niño o adolescente a su familia de origen. Sin ninguna duda hay una falencia social, tiene que ver con las no acertadas políticas sociales y la modificación de plazos legales de guarda o la urgente adoptabilidad del menor. Pensando en el origen de las familias sustitutas o solidarias, es claro que su función primordial, es reemplazar a los hogares judicializados mediante la reglamentación que garantizará el resguardo del niño o adolescente. Es decir, en vez de que los chicos vivan en un hogar, que residan en una familia solidaria, pero que se hará de aquí en más, con la cantidad de hogares colmados de niños y la poca demanda de familias solidarias.

Autor: Fernández Leticia Rosana Técnico en Periodismo, orientación Político y Social.

24