You are on page 1of 11

APUNTES DE ESPIRITUALIDAD

Tema 14: Espiritualidades.
Curso de actualización para CFTS de Pontevedra Curso 2011-2012 Olga López Míguez 07/02/2012

2

Tema 14: Espiritualidades. Contenido
 ORACIÓN INICIAL ............................................................................................................... 2 Lo más importante ................................................................................................................ 2  PRIMER TIEMPO ................................................................................................................ 3 Espiritualidad y espiritualidades ........................................................................................... 3  SEGUNDO TIEMPO ............................................................................................................ 6 Rasgos de un grupo verdaderamente cristiano .................................................................... 6 Breve relación de grupos o movimientos ............................................................................. 7  TERCER TIEMPO............................................................................................................... 10 Ni mejores, ni peores; ni superiores, ni inferiores. ............................................................. 10  ORACIÓN FINAL ............................................................................................................... 10 Manos Unidas...................................................................................................................... 10

ORACIÓN INICIAL Lo más importante Lo más importante no es: Que yo te busque, Sino que tú me buscas en todos los caminos (Gen.3,9) Que yo te llame por tu nombre, Sino que el mío está tatuado en la palma de tu mano (Is. 49,16) Que yo te grite cuando me faltan las palabras, Sino que tú gimes en mí con tu grito (Rm. 8,26) Que yo tenga proyectos para ti, Sino que tú me invitas a caminar contigo hacia el futuro (Mc. 1,17) Que yo te comprenda, Sino que tú me comprendas en mi último secreto (1 Cor.13, 12) Que yo hable de ti con sabiduría, Sino que tú vives en mí, y te expresas a tu manera (2 Cor. 4,10)

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

3

Que yo te ame con todo mi corazón y todas mis fuerzas, Sino que tú me amas con todo tu corazón y todas tus fuerzas (Jn 13,1). Que yo trate de animarme y planificar, Sino que tu fuego arde dentro de mis huesos (Jer. 20,9) Porque, ¿cómo podría yo buscarte, llamarte, amarte,... Si tú, no me buscas, llamas y amas primero? El silencio, agradecido, es mi última palabra y mi mejor manera de encontrarte. Benjamín González Buelta

PRIMER TIEMPO Espiritualidad y espiritualidades Desde la segunda mitad del siglo XX y hasta la actualidad es frecuente que encontremos expresiones tales como: espiritualidad monástica, espiritualidad sacerdotal, espiritualidad laical o seglar, espiritualidad religiosa, espiritualidad matrimonial (e incluso familiar), espiritualidad apostólica, etc. Alguien que no esté familiarizado con ese lenguaje podría preguntarse: ¿Qué está pasando aquí? ¿Es que acaso no hay una única espiritualidad cristiana? Ocurre que tantos adjetivos calificativos para el término espiritualidad están indicando un deseo de vivir más plenamente el único Evangelio de Jesucristo. Esas fórmulas diversas muestran que todos los cristianos estamos llamados a tener una vida intensamente cristiana en las particulares circunstancias entregándose en éstas a la voluntad de Dios. También muestran que es posible realizar la santidad no sólo en las propias circunstancias temporales, las que en una determinada etapa de la vida nos esté tocando pasar, sino también de acuerdo con la propia

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

4

condición originada por un estado de vida más permanente en el tiempo y que sea respuesta a la opción fundamental, por tanto, con el convencimiento de que el propio estado nos ofrece todo lo necesario para vivir con Cristo, vivir con Él, en Él y para Él. (Aún no hace mucho tiempo le oí decir a un cristiano que el estado sacerdotal era de categoría superior al estado matrimonial pero se sintió sumamente aliviado cuando reflexionamos juntos acerca de que el matrimonio es tan sacramento como lo es el orden sacerdotal y de que, en cualquier posición, clase o cualidad, según el Señor Jesús, es más grande y mejor el que más sirve y ama; así que una buena persona solícita y entregada a su familia es, probablemente, superior en el Reino de los cielos a un mal sacerdote que constituya un anti-testimonio, ¡el hábito no hace al monje! pero Dios nos libre de ser nosotros los que juzguemos tales asuntos.) En fin, los diversos calificativos de espiritualidad indican que el perfil o materialización espiritual de cada cristiano se realiza según las características del ambiente en que transcurre su relación con el Señor: vida en soledad o en determinado grupo o en compromiso sacerdotal o según la coyuntura existencial. Esa realidad se ha ido concretando en las diversas fórmulas que dijimos antes y la formulación se ha debido a diversos factores hasta el punto de que pueden encontrarse varios criterios de clasificación de las espiritualidades. Pero quede claro que, desde el Concilio Vaticano II, ninguna categoría de cristianos es el patrón o paradigma para las demás (ya no se define el laico diciendo que es el no-sacerdote o no-religioso) y, desde luego, todo bautizado es heredero de Dios, testigo de Cristo y templo del Espíritu Santo, y debe comportarse activamente, colaborando con la Gracia, para intentar llevar a cabo el ideal cristiano según sus propias posibilidades. Si afirmo que debemos comportarnos activamente quiero salir aquí al paso de algo que hemos comentado en otras ocasiones cuando
Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

5

hablábamos del abandono espiritual. ¿No conduce a la pereza? ¿Entonces nosotros no tenemos que hacer nada? Nuestra colaboración ha de ser como la de Jesús: No hace nada por su propia cuenta sino que hace lo que el Padre le ha enseñado, lo que a Éste le agrada. Cf. Jn 8, 28-29. Y es que no es lo mismo el no hacer nada, sentarse a esperar, que el abandonarse a la voluntad del Padre y dejarse conducir por el Espíritu para andar los caminos como Jesús; el abandono bien entendido no es el cruzarse de brazos ni una actividad desenfrenada (activismo) y autónoma que, a veces, quiere adelantarse a la Gracia. Ya que hoy es el último tema podemos sintetizar todo el curso en que la espiritualidad es vivir trinitariamente, no por los deseos del propio espíritu sino en los deseos e inspiraciones del Espíritu divino. Dicho esto las diversas espiritualidades son de difícil clasificación, no hay una tipología clara pues cambia según los puntos de vista. El Diccionario de espiritualidad de la editorial Herder las clasifica así: a) Según el criterio étnico-geográfico (por ejemplo, espiritualidad oriental y occidental, italiana, francesa, española, alemana, rusa, inglesa, americana, etc.); b) Según el criterio doctrinal o verdades de fe preferidas (espiritualidad trinitaria, cristológica, pentecostal, mariana, etc.); c) Según el criterio ascético-práctico o virtudes preferidas, enseñadas o practicadas particularmente (penitencia); d) Según el criterio antropológico o psicológico (espiritualidad intelectualista o especulativa, afectiva, práctica); e) Según el criterio de los estados y de las profesiones (espiritualidad laical, presbiteral y religiosa; de los médicos, de los maestros, de los campesinos, de los obreros, de los literatos, etc.); f) Según el criterio histórico-cronológico (paleocristiana, medieval, moderna, renacentista, barroca, contemporánea);
Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

6

g) Según el criterio de los grandes fundadores de órdenes o congregaciones religiosas (espiritualidad basiliana, agustiniana, benedictina, franciscana, dominicana, carmelitana, ignaciana, felipiana, salesiana, etc.) Nos podríamos preguntar acerca de la propia espiritualidad: ¿En cuáles criterios aparece reflejada? ¿Se nos ocurre algún otro?

SEGUNDO TIEMPO Rasgos de un grupo verdaderamente cristiano Quizás los que estamos aquí vivimos una espiritualidad de la que algún sociólogo ha llamado los monjes de las cosas: cristianos que saben vivir la fe, la esperanza y la caridad en lo más cotidiano. En general, para que un grupo de cristianos sea verdaderamente eclesial y esté en semejanza con la primera comunidad, ha de reflejar los siguientes rasgos: -clara conciencia de su propia vinculación con Cristo y con el Padre en el Espíritu (un único Dios y tres personas) -la Palabra de Dios como punto de referencia para conocer el plan divino sobre los hombres (una sola fe) -celebración de la fe, especialmente de los sacramentos (un solo bautismo) -oración comunitaria e individual alimentada por la Palabra de Dios -vivencia práctica de la caridad, fraternidad y actitud de servicio con los demás, compromiso y esfuerzo por el bien del mundo.

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

7

Breve relación de grupos o movimientos Hablábamos el martes pasado de la religiosidad popular, las romerías marianas, la devoción a los santos o fenómenos parecidos. Y ya sabemos que hay que tener mucho cuidado en considerar tales cosas como cristianismo auténtico. Es verdad que una procesión de Semana Santa puede mover nuestras emociones e incluso colectivamente producir una sensación especial, pero en nuestra sociedad que cada vez arrincona más y más el elemento creyente marginándolo y queriendo reducirlo a la contexto de lo privado, los gestos públicos de la fe han de apoyarse en una coherencia entre la relación con Dios y la relación con los demás. Están en crisis las formas tradicionales, (pensemos en nuestras parroquias, asociaciones, seminarios, etc.) y surge la nueva iglesia de los grupos pequeños, la iglesia que quiere vivir en comunión con una renovada evangelización y que busca beber de la fuentes primitivas, todo es muy antiguo y muy nuevo a la vez bajo los impulsos del Espíritu. Y por eso existen tantos movimientos y grupos. a) Movimientos preocupados por la iniciación: son grupos nacidos después del Vaticano II que ofrecen un itinerario, semejante a la de los primeros siglos de la Iglesia para redescubrir, en diversas etapas, la Palabra y buscan realizar una fuerte experiencia comunitaria con compromisos sacramentales y eclesiales. Ejemplo: los Cursillos de Cristiandad, el Movimiento Neocatecumenal, las comunidades de Catecúmenos adultos. Quieren iniciar desde los fundamentos un camino de fe y de vida eclesial. b) Comunidades de lo monástico: son grupos nacidos en conexión con alguna gran orden religiosa que revisando el ideal fraterno primitivo o el ideal cenobítico de la iglesia monástica llegan a ser mixtos para constituirse en signo profético de una historia impregnada de Palabra, de fraternidad, de pobreza, de generosidad, de creatividad evangélica, de unidad entre las iglesias. Uno

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

8

de los más conocidos entre nosotros es Taizé. Con otro tipo de exigencias están también los grupos de vida evangélica ligados a las familias religiosas (las antiguas terceras órdenes y formas similares). La Fraternidad de Laicos Cistercienses aquí mismo o la rama de los Seglares Franciscanos, por ejemplo. c) Movimientos de apostolado: grupos normalmente vinculados a las estructuras (parroquias, diócesis, iglesias locales) que intentan secundar sus planes de evangelización a veces totalmente y, otras veces, introduciendo alguna variación. Puede ocurrir que actúen paralelamente o incluso también adueñándose de las propias estructuras. Algunos suelen poner a sus miembros en un proceso formativo personal y/o comunitario largo e intenso. Mencionan aquí como ejemplo al movimiento de Comunión y liberación, al Opus Dei y a la Acción Católica, que están integrados en la gran iglesia más allá de las iglesias locales.

d) Movimientos y grupos de formación: parten de que hay que madurar la propia fe y testimoniar más visiblemente la pertenencia a Cristo a través de la profundización en la Palabra, la oración, ejercicios especiales singulares según el estado o situación, colaboración en la caridad, vida de movimiento con algunos compromisos concretos (compartir los bienes, ayudarse fraternalmente…) Como ejemplos, la gran cantidad de grupos bíblicos, de oración, los grupos de matrimonios y familias (Equipos de Nuestra Señora, Movimiento familiar, Comunidad de Caná), los Focolares… Pertenecen también a este grupo algunas formas de experiencia colectiva como los grupos de scouts, los grupos de voluntarios, ciertas comunidades de base en comunión con la jerarquía.

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

9

e) Movimientos relativos a una devoción: suelen haber surgido por un inspirador, o por una institución (un santuario mariano, asociación de «devotos», cofradías diversas), o un misterio cristiano (por ejemplo, la eucaristía, la pasión, la Trinidad), para vivir uno de esos valores de forma acentuada, bien sea bajo la forma de oración y adoración, reparación o testimonio público, etc. Aquí podemos considerar, por ejemplo, la Legión de María, la Adoración Nocturna… f) Grupos de carácter social-caritativo: les preocupa mayormente entregarse en las situaciones de pobreza y de marginación moviéndose en el terreno asistencial, en barrios marginados de las ciudades, en zonas deprimidas por catástrofes naturales, en la atención a los inmigrantes. A veces ese servicio lleva consigo una convivencia comunitaria, de oración frecuente juntos, de comunión de bienes, incluso de «consagración» personal en lo secular: Comunidad de San Egidio, diversas comunidades terapéuticas, los núcleos comunitarios de Jean Vanier, llamados el Arca… g) Comunidades de compromiso intelectual: su nombre lo dice, profundizan en el estudio, diálogo fe-razón, buscan lenguajes para encarnar la fe en la historia, trabajan en el ámbito de la investigación teológica y cultural. Parece que es una de las facetas comunitarias más necesitadas de aportación, ¡necesitamos cristianos que estudien, que sepan relacionar bien la fe y la cultura para que no quede desvirtuada la sal del mensaje cristiano! Para eso estamos nosotros aquí, ¿no? En este gran grupo hay asociaciones católicas de varias profesiones, algunas editoriales que son una buena referencia.

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

10

TERCER TIEMPO Ni mejores, ni peores; ni superiores, ni inferiores. Imposible citar todos los grupos o Movimientos existentes, las numerosas Escuelas de Espiritualidad, dentro de las propias familias religiosas o fuera de ellas, nos pasaríamos muchísimas horas intentando conocer todos los intentos que existen y los que ya han cuajado. De los grupos citados no hay unos que sean mejores y otros peores, no los hay superiores ni inferiores, sino que cada grupo intenta responder a un llamada o a una necesidad, o es herencia de alguna gran Orden religiosa… Para nuestro compromiso solamente me queda apuntar la necesidad de que, los diversos grupos y movimientos, vayamos más allá de respetarnos mutuamente y nos pongamos a la tarea de sumar fuerzas, de unirnos como lo quiere el Señor Jesús.

ORACIÓN FINAL

Manos Unidas Que seamos, Señor, manos unidas en oración y en el don. Unidas a tus Manos en las del Padre, unidas a las alas fecundas del Espíritu, unidas a las manos de los pobres. Manos del Evangelio, sembradoras de Vida, lámparas de Esperanza, vuelos de Paz. Unidas a tus Manos solidarias, partiendo el Pan de todos. Unidas a tus Manos traspasadas en las cruces del mundo.

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez

11

Unidas a tus Manos ya gloriosas de Pascua. Manos abiertas, sin fronteras, hasta donde haya manos. Capaces de estrechar el Mundo entero, fieles al Tercer Mundo, siendo fieles al Reino. Tensas en la pasión por la Justicia, tiernas en el Amor. Manos que dan lo que reciben, en la gratuidad multiplicada, siempre más manos, siempre más unidas. Pedro Casaldáliga

Tema 14- Apuntes de Espiritualidad- Curso de Actualización para el CFTS Pontevedra- Curso 2011-2012- Por Olga López Míguez