Wing chun

Auge y caída

Durante los años cincuenta en Hong Kong las artes marciales chinas fueron muy populares entre los jóvenes y la clase obrera. Había todo tipo de estilos disponibles, como Hung Gar, grulla blanca, del estilo del Dragón y Choy Lai Fut, Wing Chun, pero nadie había oído hablar de un joven de Foshan, China, llamado Yip Man, que estaba allí en aquellos días. Aprendió el estilo en China y más tarde continuó su formación con Leung Bik. Comenzó a enseñar en la Asociación de Restaurantes. Más tarde tuvo su pequeña escuela en su propia casa en la zona de resettlement con 100 a 150 pies cuadrados de espacio. Pasaron los años y no eran pocos los buenos estudiantes a los que había enseñado, por lo tanto, el estilo se estaba dando a conocer al público. En ese momento diferentes estilos se desafiaban mutuamente en privado y con frecuencia, los primeros estudiantes de Yip Man como Lok Yiu y Wong Leung Sheung fueron los más activos y lo hicieron muy bien en todas las peleas.

El Kowloon Motor Bus de la empresa estación de servicio principal se encontraba a pocas cuadras de la escuela de Yip Man y sus trabajadores fueron los primeros en unirse a la escuela después de los trabajadores del restaurante, A continuación comenzaron a unirse los niños de la cercana escuela San Francisco Xavier como Bruce Lee y Cheung Hawkins. La economía era muy mala en ese momento. Refugiados de China entraban en Hong Kong por cientos diariamente, encontrar un trabajo para todos era muy difícil. Los salarios eran bajos y las horas de trabajo eran largas. Esto hacia muy difícil encontrar tiempo para que los estudiantes entrenaran. Los primeros estudiantes como Leung Sheung, Lok Yiu y Wong Sheung Leung abrieron sus propias escuelas y algunos, como Tsui Sheung Tin comenzaron a enseñar en privado.

A principios de 1957 otro estudiante de Yip Man, llamado William Cheung, emigró a Australia. En el camino se produjo un incidente cuando encerrado en el camarote de un marinero luchó con más de 10 marineros. Este incidente se menciono en todos los periódicos y así el Wing Chun era conocido en Australia. Un año más tarde, Bruce Lee se fue a Estados Unidos. Y expuso sus habilidades en las artes marciales ante los americanos con el inicio de la serie de televisión The Green Hornet. Él comenzó a enseñar el estilo Wing Chun a las celebridades y otros personajes famosos en California. Más tarde regresó a Hong Kong e hizo varias películas que conmocionaron al mundo. Gente de todo el mundo estaban empezando a oír hablar del Kung Fu chino, sobre todo un estilo llamado Wing Chun. Después de que Bruce falleció, un estudiante de Leung Sheung con el nombre de Leung Ting enseñó a un estudiante llamado Gainsburg en Alemania y llevo el Wing Chun a Alemania. A continuación, Víctor Kan llevo el Wing Chun a Inglaterra este era sobrino de Yip Man, Lo Man Kam, llevó el arte a Suiza y Taiwán, su país de origen. Así el Wing Chun se estaba convirtiendo en el arte marcial más popular del mundo. Alrededor de esta época en que el Wing Chun alcanzó la popularidad, es que el Gran Maestro Yip Man falleció.

Antes de su muerte en 1972, Yip Man había dejado de enseñar, pero siguió siendo consultado sobre el Wing Chun. Tuvo una vida difícil en los primeros años en Hong Kong, pero en su vejez algunos estudiantes ricos como Dung Sing y Chan Chu Jee, detectives de la policía de la Real Policía de Hong Kong, comenzaron a apoyarlo. Fue considerado el jefe de la familia del Wing Chun y tuvo algunos buenos años antes de su muerte. Por desgracia, no nombró un sucesor para llevar y dirigir el Wing Chun. Es posible que no hubiera encontrado a nadie que le gustara o nunca encontró a nadie que fuera digno, o simplemente no se ocupaba de esta cuestión en esta fase tardía de su vida. Cualesquiera sean las razones El Gran Maestro Yip Man fue realmente el último Gran Maestro del estilo. Después de su muerte los miembros de la familia a medida que pasaba el tiempo comenzaron a darse cuenta de que estaban solos. Wing Chun hoy es una familia muy grande con escuelas en todo el mundo. Y toda organización exitosa necesita un líder para unir a todo el mundo y para ayudar a trabajar a todos juntos. Por diversas razones, los herederos y los estudiantes de Yip Man que serían los más calificados para unirlos no han sido o bien no quieren o no pueden hacerlo.

Ahora, 27 años después de la muerte de Yip Man, la familia del Wing Chun se divide más y se aparta más. Sin liderazgo, algunos comienzan a enseñar a su manera, y algunos critican a otros por que no están de acuerdo con su forma de enseñar. Algunos incluso desarrollan teorías que nunca Yip Man enseñó. También hay quienes afirman que son los únicos "verdaderos" maestros de Wing Chun. Ellos sugieren los profesores legítimo del Wing Chun son solo aquellos que ellos han probado y calificado. Lamentablemente, dichas declaraciones van en detrimento de la credibilidad de todo el movimiento y sirven sólo para dividir a la familia del Wing Chun. El Wing Chun del que estamos hablando es un estilo de arte marcial, un arte de lucha. Uno tiene que aprender y entrenar por un largo período de tiempo. Uno tiene que usarlo y aplicar en la lucha para ganar la experiencia. Esto es muy grave, que puede llevar a la vida y la muerte. No es algo que me pague con dinero y yo fotocopie una copia para usted. No es tan simple. Cualquier persona que aprendió, entreno y luchó con él durante un largo período de tiempo debería haber entendido algunas verdades de la técnica. ¿Cómo se puede desacreditar a todas las demás experiencias y llamarse a sí mismo el único y "verdadero" artista en el mundo y tratar de guiar a los demás con tal actitud?

Los fundamentos del Wing Chun se exhiben en las formas que Yip Man nos dejó, pero los principios y teorías fueron instruidos verbalmente por él. Cada uno puede interpretar las ideas un poco diferente. Pero estoy seguro que Yip Man sería feliz de saber de nosotros por los beneficios que nos ha dado a trabes de lo que aprendimos de él. Si pudiéramos tener un buen liderazgo para unirnos a todos juntos, para intercambiar y aceptar mutuamente las experiencias e ideas con la mente abierta, a continuación el Wing Chun podría prosperar. Todo el mundo se beneficiaría de los conocimientos. Sin esta vinculación fuerte y el apoyo

entre los miembros del Wing Chun los principio y teorías que Yip Man nos dejó se verá disminuida de generación en generación y llegara un día que nadie reconocerá el estilo. A continuación, el Wing Chun será sólo un nombre en la historia de las Artes Marciales.

SIFU DUNCAN LEUNG

Master your semester with Scribd & The New York Times

Special offer for students: Only $4.99/month.

Master your semester with Scribd & The New York Times

Cancel anytime.