You are on page 1of 5

Servicio Internacional

Flash
de Comunicación
Suore Santa Famiglia
di Bordeaux
Via dei Casali Santovetti, 58
00165 Roma
Italia

Tel. 0039.06.6650071
Fax. 0039. 06 66411470
e-mail sfbinfolourdes@pcn.net
sfbinfomarie@pcn.net

Num.25 Noviembre 2008

Os hablan las hermanas de Vanni


Una vez más nos ponemos en contacto
con vosotras para hablaros de la guerra
en Sri Lanka. La guerra es un tema Región de
existencial para el mundo de hoy, que Vanni
puede constatar la experiencia de fe de
la gente que vive esta tragedia en la
vida diaria. Margaret nos ha pasado
estas cartas enviadas por Amaleswary
Paripuranam, secretaria de la provincia
de Jaffna. La provincial, Yolanda
Mathias, que esta visitando la región
de Vanni actualmente, ha recibido
cartas de algunas hermanas de esta
zona antes de irse.

Estas cartas hablan de la realidad y son verdaderamente inspiradoras. A través


de ellas se puede tomar el pulso de las hermanas. Está muy claro que viven el
día a día. Que nuestra oración las fortalezca y ayude a vivir en la esperanza.

Sor Angelina animadora en Uruthiarapuram – Kilinochhchi escribe de


Suthanthirapuram donde vive actualmente, después del desplazamiento del 21
de octubre del presente año.

Suthanthirapuram, está cerca del HUDEC (Centro de desarrollo humano). Ayer por
la mañana traje a 28 niños de Tharmapuram a Suthanthirapuram. El P. Emmanuel
me ayudó dejándome un coche con el chofer. Pero tuve que pagar 5 litros de combustible. Su
tractor transportaba todo el equipaje. No hay servicio de autobuses.

El P. Mariathas celebró la Misa y bendijo el galpón. Por la tarde tuvimos una lluvia copiosa que no
esperábamos.
1
Los habitantes de Uruthirapuram están también aquí. También aquí escuchamos el ruido de los
ataques de la artillería y el de los aviones de guerra como en Mullaitivu – Puthukudiyirruppu. En
medio de todo el Señor está con nosotros protegiéndonos milagrosamente. Gracias por su carta
cariñosa y por el apoyo a través de la oración.

Intenté ponerme en comunicación con usted por teléfono después de su retiro. No pude. He
recibido el dinero de HUDEC para levantar galpones, pero los gastos superan los donativos aquí
es todo muy caro, esperamos verla por aquí. El padre del P. Mariathasan está arreglando nuestros
galpones que están frente a su casa. Es una propiedad común.

Sr. Teena de la misma comunidad escribe el 9.10.2008

Invocando las bendiciones de la Sagrada Familia y de nuestro Fundador le


escribo estas breves líneas.

Aquí estamos sanas y salvas. Sus oraciones están siempre con nosotras. El 5
por la noche tuvimos un fuerte bombardeo y pasamos la noche en el refugio. Sr.
Angelina y Antonita por la noche llevaron a los niños a Ramanathapuran para más seguridad. Sr.
Ranjini y yo nos unimos a las hermanas que habían sido desplazadas por la mañana ha
Pramanthanaru. Estamos envueltas por el amor, el cuidado y la protección de Dios. Él guía a todos
aquellos que viven por Él en la fe, la confianza en su fidelidad y en su amor. Esta es la experiencia
que vivimos: solo Él es y no hay otro.

Todos los habitantes de Kilinochchi han sido desplazados. Hay ataques aéreos todos los días. La
gente de Kilinochchi está sufriendo enormemente. Las oraciones de todas y de cada una de
ustedes significan mucho para nosotras nos ayudan y nos fortalecen. Hay 28 niños. Están haciendo
galpones para alojarlos. No tan lejos está el Instituto CSI que atiende a los niños. Ahora estoy con
las Hermanas de Veravil. Una vez que hayan terminado los galpones me iré con Sr. Angelina.
Tenemos muchos católicos aquí. Les visitaremos y enseñaremos el catecismo. La presencia de
nuestras hermanas es fuente de esperanza, alegría y consuelo para ellos.

Sr. Angelina no ha terminado aún de traer las cosas. No es fácil en este momento tan crítico.
Estamos bastante bien. Rezando y ayudándonos a vivir nuestra misión común. – comunión. Es una
buena oportunidad que nos ayuda a realizar el sueño de nuestro Fundador de reunir a los hijos de
Dios dispersos, y cada una de nosotras es consciente de esto.

Damos gracias a Dios en cada momento por nuestra vida, por su amor, misericordia y protección.
El Dios que nos ha llamado está siempre con nosotras. Sentimos el poder de las oraciones de
nuestras hermanas. Vivimos la vida sencilla de la Sagrada Familia. No tenemos miedo, estamos
bajo su protección, sentimos realmente su presencia. Tenemos la seguridad de que está con
nosotras a través de la oración. Gracias por su ayuda, apoyo y ánimo. Que Dios la bendiga.

Sr Theresa Silva de Pandivirichchan lider de comunidad actualmente


desplazada a Ramanathapuram (05.10.2008)

Vine quí con Sr. Subajini el 9 de septiembre. Después se nos unió Sr. Gracemary.
Ahora el ruido de los bombardeos es muy fuerte. Dudo mucho que podamos estar
aquí por largo tiempo. Estamos preparando un galpón en Aanaivilunthan donde Sr
Rosemary ha llevado a sus niños. Nosotras tres nos uniremos a ella que esta
encontrando difícil manejar sola a todos los niño. Seremos de gran ayuda para ella. Ahora en
nuestra zona escolar de Madhu hay 8 escuelas que funcionan en el Este de Ramanathapuram, No
2
sabemos hasta cuando. Ya han pasado casi dos años y no hay signos de que esto termine.
Parece que lo peor todavía no ha llegado.

Sr. Gracemary de Ramanathapuran – 11.10.2008


Con la gracia y la guía de Dios estamos bien y damos todos los días gracias por el
don de la vida. Desde el 12 de setiembre estamos en un edificio del preescolar.
Hemos levantado un galpón donde cocinamos. Somos cuatro: Theresa, Ranjini,
Subagini y yo. En medio de los ataques de la artillería y de los bombardeos la
escuela continúa y la gente intenta tener un ritmo normal de vida. La gente
temblando de miedo se pregunta asombrada cuando y hacia donde será el próximo desplazamiento.
Rosemary tiene dificultad en manejar todo sola. Ha levantado galpones para los niños. Hemos
decidido irnos para estar con ella. ¿Cuándo todos estemos desplazados y con necesidad de ayuda
quien ayudará a quién? Usando el sentido común y guiadas por Dios nos demostraremos a
nosotras mismas que somos capaces de movernos hacia lugares más seguros. El Señor que nos ha
protegido hasta ahora continuará haciéndolo. Así lo creemos. Que Dios la bendiga y bendiga su
misión.

Sr. Subajini Ramanathapuram 05.10.2008

Ya ha pasado un mes. No sé si podremos continuar estando aquí. Estamos en St.


Roche en el edificio del preescolar. El pozo es profundo. Comparándonos con la
gente comprobamos la ayuda de Dios en muchas cosas. Su carta nos consoló
mucho. Aquí el ruido es insoportable. Es como cuando estábamos en Madhu.
Recorremos en bicicleta 4 millas para llegar a la escuela. Sr. Gracemary va
caminando porque su escuela está muy cerca. Todas las otras hermanas están en
Piramanthanaru ya que sus escuelas están por esa zona. Cuando salgamos de este lugar iremos
a reunirnos con Sr. Rosemary. Todas las familias desplazadas de nuestras hermanas están
seguras. Por favor continúe rezando por nosotras.

Sr. Nirmala lider de la comunidad de Veravil escribe desde Piramanthanaru


01.10.2008

Estamos bien gracias a Dios y rezamos por Ud. Y por su misión. Muchas gracias
por su carta. Ahora hemos salido de Uruthirapuram y vamos hacia nuestra
escuela que está a dos Km. Tenemos que caminar un Km. para comprar
verduras. Nuestra casa consta de dos habitaciones con los servicios básicos. Hay muchos
árboles de coco. Podemos compartirlo con nuestras hermanas. Tenemos también bastante leña.
Por el alquiler pagamos 4.000 rupís al mes. El cambio de Sr. Casimir es una gran pérdida para
nosotras. Es una buena decisión ya quea su edad le resultaría muy difícil vivir en zonas de guerra.

Somos felices intentando vivir como en Nazaret, dependiendo de la Providencia y protección de


Dios. Muchas gracias por el dinero que Ud. envió por medio de Sr. Yaso para mi familia
desplazada y para la gente. Ya le enviaré detalles de este compartir. Sr. Yaso comparte conmigo
sus inquietudes con respecto a nosotras y sus oraciones. Es un gran consuelo. Por favor pida a las
hermanas que recen por nosotras para que nos salvemos de los peligros.

Sr. Malarvily lider de la comunidad de Karadipocku escribe desde


Piramantatharnaru 04.09.2008

Estamos bien gracias a Dios y pedimos por Ud. Muchas gracias por su carta. El
dos por la noche llegamos aquí. Dios nos prueba más y más y nos purifica.
Démosle gracias por proteger nuestras vidas.

3
Nuestra escuela está muy lejos. Es muy difícil viajar. Desde que Sr. Antonita enseña allí,
pensamos unirnos a ella. Pero tengo dudas de si será posible por la situación. Hay muchos
bombardeos. Algunos sitios que son blanco de ataques aéreos : La Secretaria de la paz, La
oficina de pases, La policía, el Centro de los Oblatos de María Inmaculada y otros; todos ellos
han sufrido daños y ha habido muertos. Esta situación revela que las cosas van a ser cada vez
más difíciles. Se gasta mucho dinero en transportar las cosas de un lugar a otro. Tenemos la
ayuda de algunos sacerdotes esto es un gran consuelo. Estamos bien de salud. ¿Quién conoce el
plan de Dios? Continúen rezando. Gracias una vez más por su cariño y preocupación. Que Dios la
bendiga

Una vez más ella escribe el 09.10.2008.

Gracias por su generosidad y preocupación por nuestra gente y por el dinero que ha enviado.
Como escribía antes, aún no tenemos un lugar fijo. Considero estas oportunidades como si Dios
nos diera la posibilidad de experimentar la aceptación de las privaciones con alegría. Aunque a
veces es difícil he aprendido a vivir la ética de lo suficiente. Si usted tiene la ocasión por favor
venga. Rezo por Ud. Y por su misión. Que Dios la bendiga.

Sr Amirtha de la misma comunidad escribe el 09.10.2008

Saludos desde Vanni, ¿Cómo está? Yo estoy bien y haciendo lo que puedo.
Gracias por su cariño y oración y por lo que hace por nosotras. Aquí estamos tres
comunidades juntas viviendo en Piramanthanaru.

El 3 de octubre a las 3.30 de la mañana fuimos desplazadas a este lugar.


Sentimos el temblor de los morteros de la artillería. Hasta ahora la gente es desplazada de un sitio
a otro sólo esperamos en la Providencia de Dios que me da la posibilidad de vivir sólo para Él.
“Escoger la vida es la llamada que nos dirige el Capítulo “yo te doy a elegir entre la vida y la
muerte”… Doy gracias a Dios y me pongo en sus manos. El es quien nos protege.

Los profesores y alumnos de la escuela han tenido que marcharse a otros lugares. Enseño en la
escuela de 12.45 a 4.45 de la tarde que funciona en Tharmapuram, debo viajar desde casa 19
Km. Todas las hermanas de Vanni viven en la seguridad por la gracia de Dios. Por favor transmita
mi cariño a todas.

Rosemary David de Visvamadu – Está ahora temporalmente haciendo el


trabajo de Sr. Lourdes Joseph –Con niños disminuidos…. 07.10.2008

Saludos en el Señor.
Estoy con niños disminuidos de Vinayagapuram. Un Señor -representante del
gobierno- me ha dado un pedazo de tierra para ellos. Ahora la estoy preparando
para edificar los galpones y para acomodarlos. He pedido a N.G.O que nos de los
servicios básicos. Pero ellos dan largas. Tengo dificultad para manejar sola todo esto. Incluso las
personas responsables no ayudan demasiado. Las hermanas de Varavil están cerca. Me visitan y yo
también a ellas. Cuando terminemos de construir los galpones vendrán y se quedarán conmigo.
Tendré un gran apoyo. Me encontré con las hermanas de Karadipocku que me dijeron que usted
había preguntado por mí. Gracias por su interés. No resulta fácil atender a todos estos niños en un
momento tan difícil. Tengo necesidad de sus oraciones. Por favor rece por mí. Los padres
claretianos me han dado alguna ayuda humanitaria.

Sr. Dominic de Karadipocku 04.10.2008

Primero de todo gracias por su solicitud. He recibido la ayuda que me envió.


¿Cómo poder agradecerle? La familia de mi hermano está también desplazada.
No sé donde. Ayer mi sobrino vino y me dijo que estaban en Tharmapuram. Aqui
4
estamos con Nirmala y Rosemary. Por la mañana hemos visitado algunas familias. Nuestro cura
párroco, el Padre Vasanthaseelan y P. Stephen nos están ayudando mucho. Por favor transmita
mi cariño y oración a las hermanas. No se preocupe por nosotras Dios nos ayudará. Que Dios le
bendiga.

Sr. Nirmalaranjini de la comunidad de Pandivirichchan viviendo en


Ramanathapuram escribe el 09.10.2008

Me encuentro bien. Me uní a la escuela de St. Fátima enseñé allí durante dos
semanas. El 6 de octubre fui también desplazada y desde aquí no puedo llegar allá.
Por eso volví a mi escuela anterior. El director educativo de la zona dice que no
puedo ser transferida a la escuela nacional de Mannar. Nuestras hermanas están en
Piramanthanaru y en Visvamadhu. La mayoría de la gente está en Visvamadhu. Tengo que ir al
médico cuando vaya a Vavuniya. Me asusta el viaje. Cuando haya seguridad en las carreteras para
viajar iré. Por favor rece por nosotras. Porque son sus oraciones las que no salvan. Le deseo lo
mejor. Que Dios le bendiga.

“Esta es la experiencia que vivimos: Solo Él es y no hay otro”.