You are on page 1of 164
CENTRO SIVANANDA YOGA Se re Nee IBRO DE YOGA. Una préctica guia ilustrada con fotografias y dibujos pase A Swami Vishnu-devananda C6mo usar este libro ate Noro ofrece al lector toda la informacion nocosarla para empazar a practicar ‘ol yoga en su hogar. La esencia de la practica quod establecida en «La sesiOn bsica». En las pécinas 64-65 hay un simple ciagrama que muestra al pricipiante como ha de proceder yen el capitulo +Fl cto de la Vidar, se hakarén sasioness do prictoa mockieadas nera adaptarse a determinadas odados y dforentos, ‘conciciones fsicas, especialmente durante el embarazo y la tercera odad, Haga de la Sesion basica su punto de referencia constante a medica que vaya Incorporando a las sosiones ins toonicas oxpuiosis en La reajacione y en La reapiraién. Una vez familarizado con la gocion bxisca y con las practices «do regpiacion y meditacidn mas sencilas, podré empezar a introductr el material ‘quo go offoce on *Las asanas y ous variaciones, y récticas de respiracion y de ‘mecitacion més avanzadas, Si trabaja de esta manera legard a conteccionar ‘una rutina dara que $@ adapte a su esto Ge Vita. Y si asisto ademas a clases de yoga, esto favorecer cus proplas sostonos. Nota Es importante quo siga paso a paso las instrucoiones para encontrar su propio fimo, y que proceda sistemsticamonta do acuerdo con ko que se fe sugiere respecto al orden de las asanas, los periods de relejacién y la duracion do a practica, Tenga siempre en cuenta cualquier advertencla que se haga y jamas ferce una postura, No hay necesicad de precniarse ni de eslorzarse: cada cuerpo te diferente; ya bra encontrando of nivel adocuado para usted de manera natural Prologo Er la actus, mas que en cuakuier oto momen opdidentals estén semeticos a frias do octrés quo. de la Htovia de a humana, fo Ape SU corto, Miles y miles de Personas se refogian en tranqulizantes, somrifetos, slcohd y otras sustareies, en un vano interto de hacer tente a estas stuaciones. En 1857 llgué a Estados Unidos enaco por ti magetro Swami Svanance. Mi maesto me di: “Ma, que ls ponte esté esperando, Muchas amas dé Oronte estén ahora reencarnandose en Occidente. Ve alt, desperta la conciencla Doula de sus recuerts y jeencaminalos pork send del yo El yoga, ln més antigua de las clencias do in vida, puede ensefivios a controlar Lostrés, no sSlo a un nivel fsico, sino también mental y espirtual. El cuerpo huriano '8e puede comparar con un coche, Cualqusr autorndvil, ya sea un Ralls Royo cachirra viejo y oxidodo, neceaita cinco cosas pare poder funcioner adecuadamante: lubrcasidn, un sistema de refigeracion, correnta eiétrca. combusible y un conductor sonsato sentado a! volante. En et yoga, las asanas, 0 posturas, lbrican © cuerpo, ‘Conservan los mésculos y las articlacionee en buen funcionaiento,teniican los Grgancs intemos y estimuen la cxculecién. sin provocar tatiga relresca el cuerpo, 6n tanto que el ovanayarna o respikacion yoguca aumienta el rane, Sorrento etroa. Los akmentos, el agua y cl ake que respramos nos proporcionan el Combustible. Finalmente, ia meditacion aquiela fa monte, et conductor del cuerpo, Me «ftando, aprenden a controlar y, en dima instancla, a ascend @| cuerpo, que 68s vvohicuto fiskoo inna. Le relajacion comoteta Culquior persona, sea cual sea eu edad, condickn 0 velgion, puede practicar el yoga bbonoficindose de esta ofscipina. Despuds de todo todos necestamas respia; todo: sultimos de artrits si nuestra aimontacién es inconecta. Se aprende a meditar con una fics, Con i estreta de David o con Kishina 0 Raima, E objeto de la eoncentracién puode 9er dierente, pero la técnica sigue slondo la misma. Los prmeros yoous t Fespuiesta a dos cuestiones furdamentales: =4Cémo puedo Iberarme del door? ¥ *2Cémio puedo trunfar sobre Ia muerte?» Descubyieron que mediante las asanes 29 puede contlar el dolor fico; mediante & pranayama, el sufhmiento en jedtacion se pueds legar a ‘comprenision 8 uno m Una vez tbres de falsas identiicaciones con nombres y formas, podemestrascerdor Comibletamente oi cuerpo hasta encontrar @ $i Mlamo, que es inmate Ya ven, pues, que aunque el yoga se nicia con el cuerpo, tarmine por trascendei, En concussion, me qustaria «f 5 una teora, sho una prdcticn de via. A quien jamés haya saboreado la mia, do nada Ie sive que fe digan que es bbuana: no Jo entendera hasta que la prucbe. Practiquen ol yoga y comorenderan p ustedes mismos los Beneticlos que aporta. Esto libro les ayudera a iniciarse en esta sca y, durante el camino, les serwrd co ingp compatia eer Visboraret™ SS