Haz tus patrones

Aquí vamos a aprender a crear nuestros propios patrones. Empezaremos por los patrones primarios, que nos servirán para hacernos la ropa a medida, y más tarde veremos cómo los podemos modificar para que queden a nuestro gusto. Modifica las medidas antes de empezar! El más simple de todos es el patrón primario de una falda. Tan sencillo como cortar y coser, sólo hay que poner atención a las medidas. Patrón primario de una camisa Patrón primario de manga Patrón primario de un pantalón Otros patrones Modificaciones

Patrón primario de una falda

PARA CONFECCIONAR EL PATRON DE UN PANTALON 1º. Tomar las siguientes medidas: Contorno cintura. Contorno cadera. Altura cadera Entrepierna Cuerpo Largo rodilla Largo pantalón

2º Preparar las medidas: Como nosotros vamos a hacer el pantalón de forma que el dibujo es la cuarta parte de nuestro contorno, las medidas tomadas de contorno cintura y contorno cadera deberán dividirse entre 4 y trabajaremos con esos resultados.

Para calcular el tiro del delantero y trasero se hace lo siguiente, del delantero se sabe porque es la entrepierna, es decir la medida tomada desde la cintura hasta la entrepierna, y para calcular el tiro del patrón trasero se le resta a la medida del cuerpo la entrepierna (para tomar esa medida cogemos el metro desde la cintura delantera la bajamos hacia la entrepierna y se vuelve a subir por el trasero hasta volver a llegar a la cintura. 3º Saber las medidas estándar: En los patrones del pantalón hay unas medidas estándar que hay que saber y son las siguientes, del delantero esos 5 cm de separación del filo del papel hasta donde nos ponemos a pintar el patrón son siempre 5 cm; igual que para el trasero son 10 cm. A partir de aquí ya podemos confeccionar nuestro patrón de pantalón

Pantalón recto delantero
5 cm pinza cintura1cm 1cm +2 para

la pinza se baja 10 0 12 cm Altura cadera Cadera

entrepierna

Largo rodilla

Largo pantalón

Patrón primario de camisa

Intentaremos explicar aquí cómo hacer el patrón base de una camisa de señora, que nos servirá para confeccionar cualquier tipo de blusa o top. Primero vamos a aprender a dibujar el patrón base de tipo recto corto. No tiene pinzas y es casi igual por delante que por detrás, como veréis, por lo que es adecuado para prendas infantiles.

Empezaremos con el de la espalda (izquierda), trazando un rectángulo que mida ¼ del contorno de pecho por el largo del talle desde la cintura al hombro tocando al cuello. Tomamos la ½ del ancho de espalda y trazamos la siguiente línea vertical. Luego se señala en ambos lados la altura del sobaco (desde abajo) y se traza la línea horizontal que la marca. Arriba se marca 1/6 del contorno del cuello y se traza una curva bajando 1 cm. Ahora se toma la medida de la altura del hombro y se marca, desde la cintura, en la línea vertical interior. Desde el punto obtenido hasta el del cuello, se marca la línea del hombro. Se busca la mitad de la línea desde el hombro hasta la línea horizontal del sobaco, y de ahí al hombro

El patrón delantero (derecha) se hace igual. pero la vertical interior está en el lado opuesto. Ya tenemos todas las líneas. Se puede quitar más o menos. Desde ese nuevo punto de la vertical exterior hacemos una línea hasta la cintura (que nos saldrá diagonal porque en la cintura nos comeremos los tres centímetros de que hemos hablado antes). Ahora. La diferencia la marcamos también de la línea del sobaco para abajo y hacemos ahí otra horizontal. quitaremos 2 a cada lado). Fíjate que la línea de la cintura mide ¼ del contorno del pecho. Empezamos con el patrón base de antes. encara ambos patrones por el hombro y por la sisa. en la línea de la cintura. trazaremos otra horizontal que llegue hasta la altura donde está el vértice de la pinza de entalle.. La sisa varía también un poco: cuando tengas marcado el punto medio hombro-sobaco en la vertical interior. Desde ese punto se tiran dos rectas que llegan a la vertical exterior. hasta la medida del largo del talle tomado por delante. El delantero necesita más trabajo. Para comprobar que lo has hecho correctamente. marcamos la mitad y hacemos una perpendicular que llegue hasta la altura del sobaco. Luego repasas el resto del contorno y ya está. las curvas del cuello y de la sisa han de aparecer continuas y sin ángulos. Además. A cada lado del punto marcado en la línea de la cintura quitamos igual cantidad (como nos sobraban 4 cm. A su izquierda. así que vamos a reducirla a ¼ del contorno de cintura. Dibujamos también la pinza de entalle igual que antes en la espalda (hasta la nueva línea debajo de la del sobaco). Ten en cuenta el cuello: en la vertical. Y trazamos la pinza con sendas rectas desde el punto que hemos encontrado en la línea del sobaco hasta esos otros dos en la cintura. Calculamos la diferencia entre ambas medidas. a la mitad de la distancia entre la línea del sobaco y la de debajo. hasta los puntos que marcan las dos . El resto lo meteremos en una pinza: A la mitad de la distancia vertical interior-vertical exterior derecha.se traza una recta vertical. sirve para personas sin pecho. obteniendo así la sisa. marca un punto 2 cm. Luego lo alargamos hacia abajo. marca 1/6 del contorno del cuello mas 2 cm. Imaginemos que la diferencia son 7 cm. Ya tenemos la pinza hecha. Luego se continúa el trazo hacia abajo con una curva. Con lo cual nos ha quedado el patrón de espalda entallado. este patrón (que se puede alargar convenientemente). y entonces unes con una curva el hombro con ese punto con el sobaco. pero esto es lo corriente. Para una mujer adulta habrá que modificarlo con pinzas: Vamos a tomar el patrón primario de espalda. Vamos a quitarle tres por el costado y hacemos una recta de ahí a la sisa (sobaco). deben coincidir. Ahora bien.

Verás que arriba te ha quedado hecha una pinza de aplomo. . Ya tienes el patrón delantero a tu medida. Con unas tijeras (las de cortar tela NO!!!). Mueve el pedazo de patrón que ha quedado casi suelto hasta anular la pinza falsa y pégalo ahí. Traza una recta desde la mitad del hombro hasta el vértice de esta nueva pinza. Nos ha quedado hecha la pinza falsa o de trabajo. corta por esa línea (deja un poquito al final) y corta también por la línea inferior de dicha pinza.horizontales que ya teníamos.

.

Primero veamos cómo hacer el patrón base y luego hablamos de eso. y marca la diagonal desde ahí hasta el final de la línea de cintura. De hecho. Sobre ella marcas de nuevo la altura de la cadera (de arriba abajo. . pero si lo quieres más largo. Prueba este modelo.Seguro que has visto otros tipos de pinzas. o sea ponerla en su sitio en la prenda. Mangas Aaaaaahhhh! Mi terror particular y el de muchas otras. Redondea la línea de cadera para que se una al punto marcado. cose muy poquito. alárgalo hasta la altura de la cadera. así te saldrá un punto algo más arriba de la cadera). y luego termina dibujando hacia abajo la pinza de entalle. ni pinzas… Bueno. Hecho el patrón y antes de recortarlo. has de tener en cuenta la medida “anchura de caderas”. el problema lo da el clavar la manga. Tengo una amiga que no cose nada que tenga mangas. Haz igual con el patrón delantero. luego practica con otros patrones ya preparados y elige el tipo de entalle que más te favorezca. ni cuello. ¿Y el largo? Tenemos un patrón hasta la cintura. Traza desde la línea que marca el centro de la prenda hacia fuera una horizontal que tenga ¼ de la anchura de la cadera. como en un espejo.

.

.

Patrón de pantalón acampanado . La tienes ahí. por lo general). Tienes el patrón del cuerpo. hemos hecho los patrones. Lo mejor. para comprobar que nos sirve antes de cortar esa preciosa tela que nos hace tanta ilusión transformar en nuestra blusa favorita. 3. de fuera adentro. empieza por pasar un hilván por la parte superior de la manga.Bien. es probar a montar un patrón de papel. Haz coincidir la costura de la manga (esta primaria sólo tiene una) con la que cierra la sisa por debajo. y sujeta con un alfiler. Sujeta todo con alfileres haciendo coincidir ambas líneas de costura. Hilvana y ve sacando las agujas. Esto nos servirá para fruncir la tela. prueba el sistema que sugiero en la sección de “trucos”. tenemos el cuerpo y tenemos la manga. por la parte del hombro. La has fruncido y mide exactamente lo que la sisa. Vale. los hemos copiado en la tela (dos espaldas y un delantero doble. Vuélvelo del revés. El frunce debe pasar exactamente por la línea de la costura. o hacer la prenda primero en tela de forro barata. para ahorrarte dolores de cabeza al ajustarla al agujero de la sisa. ¿Cómo la clavamos? 1. Mete la manga del derecho por la sisa. 4. 2. Es sensacional y rápido. dejando hilo sobrante a ambos extremos. sobre todo al principio. y repartiendo el frunce de la parte superior. ¿Funciona? ¿Queda bien? ¿No se ven errores? ¡Ya está! ¿El montado de la manga te está dando problemas? ¿Estás del frunce hasta el gorro? Si es una manga con una costura que coincide con la que cierra la sisa en el cuerpo. Vuelve del derecho el cuerpo y pruébatelo. Haz igual con la costura del hombro y la parte más alta de la manga.

..

suavizando los contornos (ver fig. a menos que el estilo de la falda exija que la pieza inferior sea más ancha. 7. . prueba primero con una forma sencilla. Suaviza la línea que se une al canesú. Corta por la línea desde el orillo hasta donde termina la pinza. Dibuja la línea del canesú sobre el patrón delantero. 6. Es fácil. Decide la forma que quieres que tenga el canesú. 8. Ahora la pieza inferior y el canesú deberían casar. Haz lo mismo con el patrón posterior. 1) 5. Dobla por la pinza para hacerla desaparecer. 4. siempre que no sea necesario detalle al bies. Dirección del hilo en el canesú: vertical al centro del delantero y centro del posterior. 2. como en el caso de una falda plisada o tableada. Dibuja el patrón base para una falda. Traspasa la pinza sobre esta línea (ver fig. Dibuja el contorno del canesú en una nueva pieza de papel. Si es la primera vez que usas esta tecnica. Marca la mitad de la anchura de cadera y la mitad del orillo. Corta la parte superior del patrón por la línea del canesú. No es necesario que el canesú sea igual delante y detrás.Patrón de falda con canesú 1. pero tienen que casar en las costuras laterales. 3. abriendo en abanico las dos piezas que tienes hasta lograr el vuelo deseado. 2). y traza una línea vertical que divida en dos el patrón uniendo estos dos puntos. dibuja el contorno y marca una línea para unir ambas piezas en el orillo (ver fig. Recuerda que estas viendo un cuarto de falda. Adapta la parte inferior del patrón al tipo de falda que quieres hacer. 2). puedes darles la forma que quieras. Con las piezas sobre otro papel.

asegúrate de que dispones los orillos de manera que coincidan. blusas y abrigos: acortar a la mitad de la altura de la sisa y entre la sisa y la cintura (1). . de lo contrario las costuras nos saldrán torcidas. en seguida verás dónde debes marcar las líneas de modificación. Antes de marcar las líneas de las modificaciones.     En vestidos. De este modo. sino por encima y por debajo de la rodilla (3). de manera que ambas coincidan. Doblar entonces por las líneas. Para que la manga encaje bien en la sisa. marca dos líneas separadas por la cantidad de tela que tengas que acortar.Modificaciones Acortar patrones Consejos: Sujeta el orillo ante el espejo para ver cómo te queda. ¿Cómo se acorta el patrón ? Señala las líneas de modificación como se explica en el texto. chaquetas. ¿Dónde acortar? Lo más importante viene ahora: Las líneas de modificación (líneas discontinuas) deben marcarse en ángulo recto con la dirección del hilo. y listo. el largo de la pernera nunca se acortan a la mitad. Ahora sólo hay que pegar el doblez. derecha). sin coger los bolsillos para que no se confundan con la modificación. las líneas de modificación superiores quedan marcadas por debajo de los bolsillos. En los pantalones se acorta 1 cm en la línea transversal superior. En pantalones con bolsillos en las caderas que queden sobre la modificación. de un vistazo puedes ver dónde y cuánto tienes que modificar. Por encima y por debajo de estas líneas de modificación. Transportar las líneas de costura hasta el canto inferior para estrecharlas (2 derecha). fija las líneas de costura del delantero del pantalón a la altura adecuada de la cadera. también hay que acortar la circunferencia de la manga de forma correspondiente (2. Así.

No las uses para nada que no sea cortar tela.  Alfileres finos y acerico. pero el primero te ayudará si te cuesta enhebrar el hilo.  Enhebragujas y máquina de coser.  Agujas. y la segunda te facilitará mucho la vida.  Jaboncillo para marcar costuras en el revés de la tela.  Tijeras (de unos 15 cm). . Regular el largo a la mitad de la altura muslo. o se estropearán. No son indispensables.  Regla plana para trazar rectas.  Gancho descosedor. sobre todo porque tardarás muchísimo menos en terminar tus labores y los acabados suelen quedar mejor.  Dedal. del se la Materiales Tu equipo básico  Tabla de planchar y plancha. siempre a mano. Esto no es negociable: os evitará muchos sufrimientos. Acortar las faldas a la altura de la cadera. independientemente de que más abajo vaya a hacer más ancha o más estrecha.

El malo déjalo para embastar.  Asegúrate de que la tela no encogerá tras el lavado. Experimenta con diversas telas y el mismo patrón.  Cuidado con los estampados.Consejos útiles  Emplea hilo de buena calidad. lava la pieza de ropa antes de usarla para la confección. los mejores efectos se consiguen eligiendo acertadamente el tipo de tela y el color. igualmente bonitos.  No cortes nada antes de asegurarte de que lo haces correctamente. Si no sabes cómo conseguirlo.  Para conseguir un buen acabado tienes que planchar cada costura. Debes fijarte por dónde cortas para que el efecto sea bonito. mejor trabaja con tejidos lisos. verás qué diferencia de resultados.  Más que con un diseño complicado. Si es necesario. Las Costuras Básicas .

Embaste diagonal: Sirve para sujetar dos capas de tela encaradas antes de planchar. bordados y costuras decorativas. oculto en un pliegue interior si es preciso. . Corte el hilo dejando los extremos largos. con puntadas uniformes de 2 a 3 mm de distancia para las bastillas y de 10 mm para los hilvanes. Estas instrucciones van dirigidas a una persona diestra. se pincha la aguja y se vuelve a sacar 2 o 3 mm mas allá de la línea de costura. Pespunte y punto atrás: El pespunte sirve para hacer costuras a mano y para empezar a rematar los hilos. Desprenda el patrón y corte el hilo entre las capas de las telas. Empiece y remate todas las costuras a mano con un doble punto atrás. Las puntadas se superponen así por el revés. siempre clavando la aguja mas atrás y sacándola hacia adelante. Asegure el hilo con un pespunte y pase la aguja varias veces hacia el revés y el derecho del tejido. Asegúrese el hilo con un punto atrás y pase una serie de puntadas de ángulo recto con el canto de la tela. Trabajando por el lado derecho para insertar cremalleras con punto atrás y con los derechos encarados para pasar costuras a pespunte. a distancias iguales. Pase 2 pequeñas puntadas cogiendo todas las capas de tela y papel. de un color que contraste con el tejido. Las puntadas quedarán diagonales por un lado y rectas por el otro. La bastilla se utiliza para los frunces. Ponga hilo de hilvanar doble. Se vuelve a pinchar en el punto de partida (pespunte) o bien retrocediendo 1 o 2 hilos del tejido (punto atrás) y se saca la aguja avanzando 2 o 3 mm. si la persona que las va a utilizar es zurda debe invertirlas. Hilván de sastre: Sirven para marcar puntos de unión en el género después de cortarlo y antes de desprender el patrón. Remate con un punto atrás. se prosigue de este modo . formando un lazo entre las puntadas. Empiece y remate las costuras a maquina invirtiendo la dirección del punto o pasando la hebra del revés atándola con firmeza a la hebra inferior. Hilván y bastilla: El hilván sirve para sujetar temporalmente dos piezas de tela antes de probar y pasar maquina.En cada proceso de la confección hay que elegir la costura mas indicada para trabajar con rapidez y facilidad y obtener un buen acabado. El punto atrás se utiliza para insertar cremalleras a mano. pero forman una línea continua (pespunte) o una fila de puntos (punto atrás) por el derecho.

El punto oculto se aplica también a dobladillos y para unir 2 dobleces con una costura invisible.Punto oculto (para embastes y dobladillos): Se utilizara un punto oculto en lugar del embaste normal para encarar telas de cuadros y rayas. con puntadas iguales cuando se trate de dobladillos o costuras invisibles. Dobladillos: Para remeter cantos sin pulir y cuando se necesita una costura mas fuerte que el punto oculto. vuelva a pincharla en el mismo sitio. Pase el hilo hacia delante y clave la aguja 5 o 6 mm mas adelante. Dejando la lazada bajo la aguja. Pasando el hilo hacia delante. . Trabaje de derecha a izquierda con puntadas diagonales limpias por el borde. Trabajando de izquierda a derecha con el canto hacia usted. pinche la aguja en la tela a 5 o 6 mm del borde. No hay que tirar demasiado el hilo. Se alternarán puntadas uniformes en cada pieza de tela. Punto de festón: Se utiliza como remate decorativo. deslice la aguja por dentro del pliegue superior y luego por la pieza de tela encarada. Punto hueco: Para dobladillos en los que el canto esta pulido pero no necesariamente remetidos hacia adentro. uniformemente espaciadas e iguales. remeta hacia adentro del margen para costuras de una de las piezas. Trabajando de derecha a izquierda pase dos puntadas hacia atrás por el borde. Prenda una pequeña puntada recta en la capa única de abajo y luego clave la aguja en diagonal y hacia arriba por el borde del dobladillo 5mm mas adelante. tire el hilo de modo que la lazada quede en el borde. de modo que el dibujo coincida. Punto escapulario: Sirve para unir a mano las vistas al género o para fijar dobladillos sencillos cuando se desea un acabado plano. Asegúrese el hilo con un punto atrás. Prenda una pequeña puntada a través del borde del dobladillo y tome entonces uno o dos hilos de la tela inferior. Trabaje de izquierda a derecha dando una pequeña puntada horizontal en la capa superior y luego otra en la capa inferior. Prosiga a lo largo del borde con puntadas flojas. intercaladas como se indica en la figura. Trabajando por el derecho de la labor. Sobrehilado y repulgo: El sobrehilado sirve para pulir cantos a mano y el repulgo para unir bordes y puntillas a mano. Pase un hilván a 5 mm del canto y levante este hacia arriba a lo largo del hilván. Situé y prenda con alfileres el pliegue sobre la otra pieza de la tela.

practique costuras rectas y curvas sobres retales de tela que le sobren. en especial los curvos. El pespunte puede pasarse a mano o a maquina. Técnicas y Trucos Bolsillos Corchetes y Automáticos . por fuera del hilván de prueba en la dirección del hilo. Siga las instrucciones de la maquina para corregir longitud y tensión del punto y ensaye siempre con un retazo antes de empezar la labor. Costura abierta pespunteada: Es una costura decorativa que se consigue abriendo los bordes de la costura normal y pasando sendos pespuntes a cada lado de la misma y a igual distancia. No tire demasiado el hilo pues el borde se fruncirá. con el borde mirando hacia delante. Pase una costura de refuerzo para sujetar dobleces a 3 mm de la lineal del pespunte antes de volver la pestaña del revés. Si no esta acostumbrada a coser a maquina. Punto de cadeneta: Es el punto normal de la maquina que se utiliza en casi todas las costuras. Costuras de refuerzo: Pase una costura de refuerzo para evitar que los cantos.Punto de ojal: Para hacer ojales a mano. se deshilachen antes de coser a maquina. Punto en zig-zag: Es un punto a maquina que sirve para pulir los cantos y también para decoración. Mantenga el punto recto al rematar bordes situando el borde del tejido en el centro del prénsatelas. Trabaje de derecha a izquierda formando una lazada limpia sobre cada puntada. Haga el punto apretado y compacto. Pruebe la longitud y la amplitud del punto en un trozo de tela vieja.

Costuras para prendas reversibles Cremalleras Cuellos camiseros Cuellos de solapa Entretelas Escotes en V perfectos Godets Ojales Otra Manera de Montar Mangas Pantalones facilísimos Planchar una camisa El Picado Telas elásticas Tipos de Bolsillos Técnicas y Trucos .

sin que acabe de llegar a la costura. abierta. La pieza delantera. experta en costura y otras artes. y es ideal para conseguir un buen acabado de los escotes en pico. de manera que esta cubra toda el área del cuello. estará desmontada. Se pone del derecho y se remata con un pespunte pequeño justo en el borde de la costura para que quede bien puesto. se hace un piquete cortando justo en el vértice. que es la que vamos a trabajar. de manera que queden las vistas nada más. Se corta el sobrante de la tela de remate. De esta manera nos aseguramos un acabado fino y en su sitio.Escotes en V perfectos Esta técnica me la ha enseñado Siseta. Una vez hecho. Se sujetan juntas con alfileres y se cosen por la costura del escote. Se encaran derecho con derecho el delantero con la pieza que usaremos para rematar. Otra Manera de Montar Mangas Esta técnica consiste en montar las mangas sin coser. Hay que unir el delantero y la espalda de la blusa o camisa por los hombros y proceder entonces a montar la manga. Una . Se trata de utilizar un trozo de tela con el fin de rematar el escote de la prenda.

vez hecho esto se cosen la costura lateral y la de la manga todo seguido (han de coincidir. Bolsillos Este material es una colaboración de Iris. que ha tenido la gentileza de mandárnoslo. Es más rápido y sencillo que el sistema tradicional de cerrar la manga primero y montarla después y los resultados son excelentes. . así que aseguraos primero que ese es el caso en el patrón que estéis usando) y ya está.

Debajo encontraréis también la explicación para confeccionar cuellos. .Cuellos de solapa Mariola nos ha proporcionado estos apuntes sobre cómo diseñar el patrón de un cuello de solapa.

.

marca también el pie del cuello. -Corta la entretela según el patrón de la parte inferior del cuello. Se suele hacer en dos mitades. -Pon la entretela sobre el género del cuello (tapa inferior) y marca también en la entretela el pie del cuello: prende alfileres . Cuando pases las bastas.Una vez diseñado el patrón. cóselas superpuestas con punto de escapulario para que la costura no abulte. vamos a confeccionarlo: -Copia y corta la tapa de debajo en el género. al bies. y reserva un pedazo de género para la de encima (al hilo).

Sujeta con alfileres por el centro. por la cara de la prenda). Ten en cuenta que son tres telas. Para colocar el cuello: -el margen de costura de la espalda se deja extendido. Luego quedará escondida por el forro. corta la pieza y embástala al cuello. Empieza desde la línea del pie del cuello.a lo largo de la línea en la cara del género. y se hacen los piquetes necesarios. con punto escondido. . y coserla con punto de escapulario. Sujeta el resto del cuello con alfileres. -coloca el cuello debajo de dicho margen (o sea. con punto de escapulario para que quede bien sujeta. Lo conseguirás fácilmente si los dedos que sujetan la tela tiran de ella mientras picas. -Después de terminar las vistas. seguimos con el cuello: cúbrelo con el género reservado. -Pica la entretela: se hace con un hilván lo más pequeño y apretado posible. para que quede abombada. recorta un poco el margen del género. que no te quede demasiado tieso. pica primero el pie y luego la vuelta. y sujeta con alfileres. dobla todo alrededor sobre la entretela y cose a la misma con punto de escapulario muy pequeño. procurando dar a ésta forma de teja con la mano. extendida. -Recorta los márgenes de la entretela descosiendo o cortando si hace falta las puntadas del picado que hayan pasado de la línea del género. Si sobra. cose como las vistas. Haciendo un dobladillo hacia adentro. -comprueba que ha quedado bien montado y cose de un extremo a otro a punto escondido. primero por fuera y luego por dentro de la prenda. Las esquinas han de quedar bien simétricas. La parte central la puedes dejar sin dobladillo. Hazlo en los bordes y entre el cuello y la parte de solapa donde quedaron las vistas sin coserse a ella al ser colocadas. así tendrás marcada la línea con toda exactitud. La parte piqueteada. a medida que se pica. centro con centro. No piques la parte central donde se superponen las dos piezas de la entretela. formando un dibujo de espiga. El picado se hace de dentro afuera. -Plancha cuidando que se mantenga la forma abarquillada.

doblando por la línea y haciendo piquetes donde haga falta. aunque es trabajosa. . con lo que a la hora de realizar la costura la cosa se complica. hay que reforzar la tela. pero no siempre es recomendable. Al picar solapas se procura mantenerlas en la posición correcta. se coloca bien liso sobre la misma y se hilvana con basta de sastrería: es cuando se pica toda esta pieza. las vistas. con forma. Haz un piquete en el ángulo hasta las puntadas. se pone entre el forro y el género una entretela cortada al bies.Haz una costura de refuerzo en el ángulo. que sólo se pone en algunas partes. se recortan los márgenes de la pieza de refuerzo por la línea de costura. usaremos puntos de espiga. tienes que convertir un ángulo en una línea recta. cogiendo con la entretela algunos hilos del género para asegurar su sujeción. Muchas veces se puede sustituir por entretela adhesiva. y cosiéndolos a la tela de refuerzo con punto de escapulario muy pequeño.El Picado Cuando confeccionamos prendas de sastrería. Para picar. y se vuelven los del género sobre el refuerzo (menos en el cuello). Se corta el refuerzo con el patrón de la pieza a reforzar. Además del forro. pero sin tocarlas. la pieza central del delantero… dependiendo del modelo. Godets Cuando insertas godets en una falda. con puntadas cortas y rectas. y sin que se levanten de las puntas. en filas de derecha a izquierda. fuerte y picada. de modo que la tela tiene mayor amplitud que el tejido. Sigue estos pasos para conseguir un buen acabado fácilmente: 1 . Una vez hecho esto. como el cuello. Con este trabajo conseguimos que las solapas queden bien acabadas. Esta técnica es necesario conocerla.

Termina la costura. asegurándote de que la posición es la correcta. gira la tela superior (la que tiene el ángulo) para alinear la tela que falta por coser con la otra pieza. . Sin sacar la aguja de la tela.2 .Une las dos piezas (cuerpo de la falda y godet) derecho contra derecho. Cose hasta llegar al ángulo y para la máquina.

Emplea con ellos solamente telas iguales o similares a las que se indica en dichos patrones. Telas Elásticas  Según la calidad de la tela elástica. cose la tela elasticada con pequeños pespuntes en zig-zag. superpón las dos piezas de tela y presiona.  Si el tejido es muy fino.  Los corchetes van bien cuando quieres cerrar prendas borde con borde. frota la punta de la primera con jaboncillo. Para bordar una presilla.  Para la cinturilla de una falda. y la del ojete sobresaliendo un poco del borde. Para que las costuras sean elásticas. con la punta roma para que no se dañe el tejido al clavarlas. ésta puede encoger en el lavado o planchado. así te quedará marcado el centro de la segunda parte del automático. incorpora a estas costuras cinta al bies al ir a cerrarlas. Para evitar que ocurra. Para marcar el lugar exacto donde debe ir la otra parte. Para que te queden invisibles. puedes bordar una presilla y poner en la otra parte un botón o ganchito (corchete).Corchetes y automáticos  Cuando coloques un automático. cose la parte del gancho algo más adentro del borde del tejido.  Los patrones y confección de los modelos para telas elásticas están preparados específicamente para el uso de estos tejidos. Para evitar sorpresas. pasa varios hilos sin que queden tirantes. puedes buscar un corchete del ancho de la cinturilla. fija primero el macho en la parte superior de la pieza a cerrar. . quedará mejor si lo haces a punto de ojal o festón.  Las telas de punto o extensibles deben conservar su elasticidad al confeccionarlas.  Hay agujas especiales para género de punto. antes de cortar la tela lávala o plánchala con vapor o ponla bajo un paño húmedo.  Las costuras de los hombros no deben dar de sí. y luego fórralos juntos rodeándolos con hilo.

puedes poner una capa fina de esmalte para uñas en los cantos del corte. es mejor que quede algo flojo. emplea punto de escapulario.  Sobrehila los bordes con zig-zag grande o con overlock. Un consejo para comprarte tu máquina de coser: si puede hacer puntadas overlock. Luego corta el borde con la cinta pegada. antes de cortar termofija trocitos de entretela sobre los puntos de corte. Amortizarás esa función seguro.  Si los bordes de la tela dan de sí al rematarlos. haciendo que el medio de las tiras coincida con las líneas de costura. fíjales tiras de fliselina de 1 cm de ancho con la plancha. Para que los cantos de escotes o sisas no se deformen. dobla el canto unos dos cms y no tenses mucho el hilo. O después de cortar.  Para que al cortar no se suelte la malla. cóselos por el derecho con una aguja doble. usa plantillas de entretela. Si los coses a mano. Si no hace falta que conserven su elasticidad. aplica cinta adhesiva y sobrehila justo al lado de la cinta. ¡Costuras reversibles! . mucho mejor.  Para que los dobladillos conserven su elasticidad.

. las podrás poner en un santiamén. Considera el punto más ancho por donde va a pasar para decidir el largo. coloca la cremallera en su sitio y sujeta con alfileres. Si no. Pasa un pespunte por donde indica la línea. pruébate la prenda y fija con alfileres la abertura. Prueba esta técnica en un par de retales primero.. Cremalleras Las cremalleras se aplican con facilidad en cuanto se aprende la mecánica. Las instrucciones del patrón te dirán el largo de cremallera que necesitas. Si sigues los pasos que damos. Únelas con un pespunte por donde indica la línea. más cómoda de poner. para que no . piensa que siempre se puede acortar una cremallera demasiado larga. Te quedarán las dos piezas unidas con una costura doble y los orillos estarán escondidos dentro de la propia costura. Cuanto más larga. Para elegir la cremallera. Colocación Antes de ponerle a la prenda la cinturilla o cuello si lo tiene. Embasta para sujetarla en su sitio y retira los alfileres. pero si es demasiado corta tendrás problemas para ponerte la prenda.¿Tienes una tela reversible y quieres usarla en una prenda de manera que te quede bien acabada por los dos lados? Utiliza este tipo de costura para unir las piezas: Junta las dos piezas revés contra derecho como indica la figura a. ¡pero sin pasarse! Para considerar el tamaño que debe tener una cremallera a colocar. como en los tejanos. Busca un color lo más parecido posible al de la parte de la prenda donde va a ir colocada. Vuelve la pieza superior como indica la figura b. ten en cuenta el tipo de prenda y el peso del tejido.

El exceso de cremallera por la parte superior. También hay pies para cremalleras invisibles. Cambia el pie para completar la costura. Fíjate que no esté retorcida. ábrela y ciérrala varias veces mientras aún está húmeda y deja secar.te molesten. Si la cremallera va en el costado de un vestido. y asegura el final de la costura de ambas telas juntas. Como el tamaño puede variar. Cose la cremallera de arriba hacia abajo por los dos lados. Aplica entonces la cinturilla o el cuello. sumergiéndola 10 minutos en agua caliente. Esto ayudará a que la costura del vestido no sufra. Se aplican antes de coser la costura. Es un pie similar al básico. compra uno que te sirva para la marca de cremalleras que habitualmente usas. Al final de la cremallera. asegura la parte superior de la misma cosiendo las dos cintas juntas por encima del punto donde se termina de cerrar la cremallera. . cose un cm de las cintas solamente al margen de costura. cose alrededor de los dientes a la altura de la marca. Cremalleras invisibles Son esas que parece que estén del revés. APLICANDO CREMALLERAS INVISIBLES Pon la cremallera del revés. como en la fig. y quita el hilo del embaste. 1. de manera que cuando están puestas no se las ve. pero con aspecto de faltarle una pata. déjalo de momento. con hilo doble. Si la cinta no es 100% poliéster. 2. Cierra la cremallera. sobre el derecho de la tela. Pasa el hilo a un lado y asegúralo con un nudo. preencógela antes de aplicarla. Corta entonces el exceso de cremallera dejándola a la misma altura que la tela. Si se ha de acortar. sujétalo con alfileres boca abajo sobre el derecho de la otra pieza de tela. apartando el final de la cremallera para aue no moleste. debes emplear un pie especial para cremalleras. Pasa el pie de la máquina por debajo de la cinta. Con la máquina Si vas a usar la máquina de coser. Cose. Cose como en la fig. Para coser el otro lado. hay que hacerlo antes de colocarla. Abre la cremallera y cose a lo largo de cada banda. plánchala desde fuera de las cintas hacia los dientes. Si está arrugada. cosiendo unos 5 cm de la costura. Si has de poner forro. Toma la medida deseada mas 2. abierta. hazlo después de aplicar la cremallera. y el resto de la costura se cose cuando la cremallera ya está puesta. El final superior de la cremallera debe coincidir con el borde de la tela. pues. y por la parte de abajo. igual que antes. Los dientes deben coincidir con la costura a cerrar. y luego de bien asegurada corta por debajo de la marca dejando 1 cm de margen.5 cm y marca ahí . Posiciona la cremallera. y debería haber un margen de unos 2 cm entre éste el el inicio de los dientes.

.

Dibuja el cuello con la forma requerida. Técnicas y Trucos El pantalón más fácil! . cubra la costura. Dibuja en un papel doblado una línea recta de esta medida. Corta por el contorno y desdobla. Obtendrás. pues. La parte superior ha de ser algo más larga para que. 2) Corta dos piezas de este patrón en la tela deseada y confecciona. El doblez será el centro del cuello. al doblar el cuello sobre sí mismo. coloca sobre la mesa los patrones del delantero y espalda de la prenda unidos por el hombro y toma la medida del cuello entre ambas.Técnicas y Trucos Cuellos camiseros El cuello camisero se corta en una sola pieza.(ver fig. Para saber la medida del cuello. La parte inferior será la que se una a la prenda y por lo tanto debe tener como mínimo la medida del cuello. con la dirección del hilo en horizontal o vertical con la base. algo como la figura 1. El doblez del papel te marca también la dirección del hilo.

Planchar es una tarea pesada. Cose los extremos juntos por donde proceda. Técnicas y Trucos Cómo planchar una camisa Hay gente que se desespera sólo de ver la plancha. Modifica el canto superior del patrón en ambas piezas para que el total de cintura de la medida suficiente como para que puedas ponerte la prenda cerrada (ancho de cadera). móntalas así: une por las costuras de entrepierna la pieza anterior y posterior de cada pierna. Pule los bajos a tu medida y ya tienes tu pantalón acabado. Sujeta con alfileres y cose la curva entera.5cm para formar la cinturilla. así que cuando la cosas deja abierto un espacio suficiente para poder pasar la goma. sujeta los extremos juntos con un imperdible y pruébate el pantalón para corregir el ancho de cintura. y además el sistema para montarlo es tan sencillo que no tendrás ningún problema para unir las dos perneras en un santiamén. derecho contra derecho. Una vez cortadas las piezas. desagradecida y odiada por mucha gente. sin pinzas y sin bolsillos. se usa una técnica que ayuda a .5 cm para formar con ese exceso la cinturilla. ¡Ya está! Dobla hacia dentro la cintura 2. Por su interior irá la goma. y cierra del todo la cinturilla. Ahora cierra las costuras laterales. Ya tienes hecha la parte interior del pantalón. Pero se puede hacer más liviana si sabemos conseguir resultados buenos y rápidos. Aunque si no puedes vivir sin bolsillos puedes insertarlos en las costuras laterales. Sube la cintura un mínimo de 2. Hay gente que cuando termina de planchar una prenda. bien asegurados. Con un pasacintas. Sólo necesitas el patrón de las perneras (2 piezas: delantero y trasero) y nada más. Para que no se te trabe la goma en las costuras. El procedimiento es el siguiente: modifica a tu gusto el ancho de la pernera. haciendo coincidir la cruz de la entrepierna.5cm). hilvana temporalmente los márgenes de costura o usa un poco de entretela adhesiva para fijarlos a la tela. Entonces pon ambas piezas resultantes. Se trata de un pantalón con elástico en la cintura. coloca el elástico en la cinturilla (corta tu medida de cintura = 2. Rebaja un poco con las tijeras la parte de la costura a cada lado del cruce y plancha abierto el resto de la costura.Para confeccionar este pantalón no necesitas preparar pretina ni cremallera ni ojales. que habrás planchado abiertas. descubre que está tan arrugada como al principio (salvo el último trozo que ha planchado). Para ciertas prendas.

por ambos lados. Da cuerpo a los tejidos ligeros y evita que los pesados se doblen sobre sí mismos. Su uso depende de la capacidad de dar de sí: -Las estables no se estiran. Tipos de entretelas Tejidas: son estables. bolsillos. Primero plancha las vistas si la prenda las tiene. de un lado a otro como si de un rollo de película se tratara. así que se pueden cortar en cualquier dirección. También prolonga la vida de tu prenda: una consideración importante cuando has invertido tu tiempo y talento en coserla! Las entretelas termofusibles son más rápidas y fáciles de usar que nunca. cinturillas y ojales. a lo largo. Alísalas tomando en cuenta la costura. como lista para ir a colgarla.facilitar el trabajo. Son ideales para . 4-Todo lo demás. Si tiene dos costuras. paralelamente a la tabla de planchar. al hilo o. os describo un sistema empleado por planchadoras profesionales: 1-Primero el cuello y los puños. es normal. La clave para escoger la correcta es conocer qué tipos hay disponibles y dónde y cómo se quieren usar. espalda. como pueden ser el cuello. 2-Las mangas. Hay que cortarlas como las telas tejidas. 3-El canesú. No te amargues si la otra costura no coincide. Plancha el frontal. El cuello. no dan de sí. lateral frontal. O sea. primero por atrás y luego por delante (la parte que se va a ver). No tejidas: están hechas uniendo fibras sintéticas química o térmicamente. al bies. dobla por la que coincide con la costura lateral del cuerpo. levantándolo ligeramente en las puntas para mantener la forma. En el caso de las camisas. frontal. Cuando hayas terminado tendrás una prenda impecable lista para el armario… o para volver a poner y arrugar! Entretelas La entretela es el elemento escondido que proporciona forma y soporte en determinadas zonas de una prenda. para conseguir más caída y flexibilidad. Empieza poniendo la prenda de lado. Fácil. lateral frontal. La pieza superior de la espalda. Pasa la plancha por la pieza inferior del cuello. de este modo: se pone la camisa plana con el cuello doblado hacia atrás.

tejidos abiertos como el encaje. pieles de pelo sintéticas. la superficie debe quedar lisa y sin deformar. metálicos. De este modo nos aseguramos que la entretela no se va a notar por el exterior de la prenda. entonces fíjate en el resultado. Algunos tipos son adecuados para usar como forro. y tejidos con tratamiento repelente de agua. La entretela termofusible acostumbra a aplicarse a las vistas mejor que a la prenda. cueros. Las entretelas termofusibles sirven para casi todos los tipos de telas. Las termofusibles La decisión de usar entretela termofusible o para coserla es un asunto de preferencia personal. Si no es así. o plancha con vapor y placa húmeda. algunos brocados. Si no han quedado bien unidas. puede que la entretela sea demasiado pesada para esta tela. es que necesitan más calor. o bien la plancha estaba demasiado caliente. o quizá es más adecuado emplear una entretela cosida para esta tela. En algunos casos. -las hay que dan de sí de ancho. Además. Para evaluar si la entretela da la forma deseada. reduciendo en gran medida el tiempo de corte y unión. Úsalas para un efecto más suave que requiera dar forma moderadamente. y a la parte exterior de detalles como bolsillos de solapa o aplicados. vinilos. La placa es una tela gruesa que se coloca entre la tela a planchar y la plancha. Además. lentejuelas y bordados especiales. pero no de largo. Se suele recomendar una determinada combinación de humedad y calor: plancha sin vapor y placa húmeda. tiempo o presión. Tricotadas: dan firmeza con suavidad. Para evitar que queden zonas sin .dar un soporte firme. dobla la parte de tela con entretela contra la parte sin entretela y compara. Dan forma con suavidad y quedan más blandas. Pruébala primero Usa un cuadrado de al menos 15 cm de lado para probar la entretela con la tela. vapor y presión que requiere la aplicación de una tela termofusible. un método que va ganando popularidad es aplicar entretela termofusible a todas las piezas de la prenda. Pero algunos tejidos no reaccionan bien con la combinación de calor. plancha con vapor y placa seca. ya tienes una alternativa lista. la entretela se puede aplicar a la tela antes de cortarla. Aplica la entretela a la mitad de la tela y deja enfriar. a toda la cinturilla y puños. -otras dan de sí en cualquier dirección. En el caso de telas muy inestables. Sigue con atención las instrucciones del fabricante. terciopelos de rayón y acetato. A la larga sale más económico que comprar exactamente la cantidad necesaria para un patrón. Entre ellos están los tejidos con perlas. Es buena idea tener varios metros de entretelas surtidas a mano. si no te gustan los resultados de la prueba. a la parte superior del cuello en vez de la inferior.

el organdí y la batista. pon la tabla de planchar más baja. sácala con cuidado del recipiente y enróllala en una toalla de ruso. El peso suele ser lo más importante. pero hay que conocerlas bien para asegurarse que escoges la adecuada. Aplicando la entretela cosida Se acostumbra a aplicar directamente la entretela al cuerpo de la prenda. Además de las comerciales. En los puntos donde la entretela coincide con un doblez. no le dará caída ni forma. la firmeza que deseas conseguir. Las entretelas para coser no tejidas se preencogerán con el método de inmersión antes descrito. Para tenerlo más fácil. recorta un centímetro de los bordes extra para las costuras antes de aplicarla. Y un consejo: plancha sentada siempre. quita el agua. Embasta a dos centímetros de los bordes (menos donde el borde sea un doblez). Aguanta la plancha en su sitio durante el tiempo que recomiende el fabricante. Se embasta en su sitio con alfileres o cola en barra. la entretela debe ser algo más ligera que la tela. las zonas donde vas a aplicarla y si la tela es compatible con la entretela. Si la entretela es demasiado pesada. Puesto que las planchas cada vez son más ligeras. también se pueden usar como entretela para coser la organza. preencoger según instrucciones del fabricante y dejar secar bien antes de usar. Las entretelas que no sean tricotadas se pueden secar al aire colgadas. Asegúrate de que la entretela no encogerá.pegar. Para comprobar tu elección. y déjala en el agua hasta que ésta se haya enfriado. es mejor que la sumerjas en agua caliente antes de usarla. Si no. cort ajusto por dentro del punto donde las costuras hacen esquina. En general. dejando que caiga en dobleces en el fondo de la bañera o barreño que emplees para ello. Para evitar bultos en las esquinas exteriores. Justo antes de usarlas. pero si es demasiado ligera. deja que la entretela se escurra de 5 a 10 minutos. puede que tengas que hacer presión extra sobre la plancha. envuelve tu mano en tela con entretela juntas y observa el resultado. Entretelas cosidas Hay menos variedad que en el caso de las termofusibles. . asegúrala al mismo con punto invisible. en lugar de deslizar la plancha levántala y aplícala cambiando de zona cada vez. Para que haga menos bulto. Antes de usarla. Fíjate en el peso de la tela que usarás. las tricotadas hay que ponerlas en horizontal bien alisadas para que no se arruguen ni se den. La presión también es importante. humedécelas otra vez pero sólo con el vapor de la plancha. Hay que tener en cuenta que las termofusibles quedan algo más rígidas. deformará la tela.

Marca con el hilván o con alfileres los extremos de cada línea marcada.Después de coser las costuras a máquinas. Alarga el corte si hace falta. convexos. es posible que tengas que recolocar los ojales. y préndela con alfileres al revés de la tela. lo diga el patrón o no. Como norma general. sobre todo para botones forrados en tela. mas 3 mm. para darle más cuerpo. Si has alterado el largo de tu patrón. Ten en cuenta que las marcas en los patrones indican la posición de los ojales. colocando una pieza de entretela ligera en la parte posterior de la zona donde va el ojal. deben tener todos exactamente la misma medida. O bien toma la medida de la parte más ancha del botón con una tirilla de papel. El test del botón. hilvana solamente la línea central (sobre la que están los botones). pero no su tamaño.  Usa unas tijeras bien afiladas y puntiagudas. Haz las marcas en la pieza de entretela correspondiente. Esto lo determina el botón. para eliminar bulto se puede recortar el sobrante de la entretela en las costuras. el ojal superior y el inferior deben quedarse donde están. sujetándola con alfileres. y la tira resultante doblada por dos. Hilvana. La longitud resultante es la que marcarás en la entretela. con forma de bola o cualquier forma inusual. haz dos líneas verticales paralelas separadas entre sí la medida que deben tener los ojales. tienes que hacer un ojal de 1 centímetro. y el resto se distribuyen en el espacio sobrante a igual distancia unos de otros. dará la longitud que debe tener el ojal. Evita entretelas de tejido muy suelto o que se deshilachen. Por ejemplo. hacer un corte en un retal inservible de la tela y probar cómo pasa por él el botón. Por norma.  Ponle entretela a todo borde que vaya a tener ojales. si tienes un botón de 8 milímetros de diámetro y dos mm de grosor. Mide el diámetro y el grosor del botón.. Ojales Un ojal puede rematarse con tela (de vivo) o con hilo a mano o a máquina (bordado). En el lado donde deben ir los botones.Vale la pena.  Si hay varios. Los ojales verticales se marcan sobre una sola línea vertical que pasa por la posición que deben ocupar los ojales. .  Ayúdate de una regla y un lápiz de color que contraste con la tela. las dos medidas sumadas dan la longitud necesaria del ojal.  Ten a mano los botones que vas a colocar para asegurarte de que haces los ojales de la medida correcta. Refuerza el tejido elástico o que se deshilache fácilmente. Para que te salgan bien:  Deben ir en la dirección del hilo. hasta que el botón se deslice por él con facilidad. Marcando el ojal: Para ojales horizontales.

Para cada ojal. Dobla o coloca la vista.Ojales bordados Los ojales rematados a máquina deben tener las puntadas muy juntas. El ojal ribeteado Se puede conseguir de varias formas. Lo mejor es emplear un descosedor. e igualadas. ayudarás a separar los hilos y el corte será más limpio. y sólo sobre una capa de tejido. pon antes un alfiler atravesado a cada extremo del ojal. Para hacer el corte. El ancho se calcula igual que en los ojales bordados. marcando bien los extremos. haciendo un corte horizontal en el centro y dos en diagonal en cada extremo (2). fija los extremos haciendo un pequeño pliegue (3). Cómo se hace: Entretela el tejido y marca el ojal con un hilván. haz la segunda pasada con el ojal abierto y separándolo mínimamente. y en algunas prendas sport se pueden hacer en cuero. clava un alfiler perfectamente perpendicular. y da un acabado muy bonito. Son más recomendables para tejidos muy finos. Al contrario de los ojales bordados. aunque es más complicado de hacer que el bordado. Corta las dos capas del tejido. una sobre otra. haciendo que corresponda el centro del vivo con el hilván (1). Gira el vivo al revés y plancha las pequeñas costuras abiertas. Si antes de cortar pasas la punta de las tijeras o el descosedor del revés a lo largo de donde ha de hacerse el corte. aunque se puede elegir un tejido que contraste para darle un toque original. corta el tejido de la vista en línea recta y con dos piquetes en los ángulos. Remete ligeramente los bordes cortados y cóselos con punto de lado. Si con tu máquina puedes controlar la longitud del ojal. Por el revés. para que no se vea por el derecho (6). Aplícalo derecho contra derecho. corta un vivo de la longitud del mismo mas 3 ó 4 cm y 5 cm de ancho. . como a punto satinado. cogiendo todas las capas (5). Usando como guía los alfileres. Cose el vivo haciendo pequeños puntos atrás sobre el pespunte inicial. Los bordes deben estar separados un hilo nada más. sujetándola con un hilván. envolviendo la costura. Uno de ellos es el ojal de vivo o militar. Dobla el vivo de cada lado de modo que el pliegue corresponda al centro del ojal. Sobre el derecho y en cada ángulo. Para reforzar un ojal. cóselo dos veces. Los ángulos han de quedar perfectamente definidos. como la seda. para evitar que se deshilachen. Recorta el vivo en forma ovalada fijándolo con punto de escapulario sobre la tela (4). se hacen en dos tiempos. con lo que evitarás pasarte al cortar. Pasa un pespunte en rectángulo alrededor del hilván (empezando a la mitad de uno de los lados más anchos y acabando un poco más allá del comienzo). Se acaban con un vivo cortado al bies de la misma tela que la prenda.

Corta una pieza de forro del mismo tamaño y quítale 2. se hace el ojal con cordon: se marcan los ojales.Esta técnica se emplea también para los bolsillos de vivo. de chaleco y de cartera. Dobla el borde superior de la pieza exterior sobre el forro de manera que . Se pasan dos pespuntes paralelos y después se acaba como con los ojales militares (7). etc. derecho contra derecho. revés contra revés.3 cm extra en tres de sus lados y 3 cm extra en el lado superior. con el pliegue hacia fuera. -Corta una pieza del tamaño del bolsillo mas 1. En confección y para bordar ojales con cuero. Bolsillos Tipos de bolsillos Aplicados Se ponen sobre la prenda y son los más sencillos. -Primero hay que marcar la posición del bolsillo en la pieza correspondiente de la prenda. Se coloca el vivo. y para cada uno se cortan dos vivos y se doblan en dos. cinturillas. Recuerda tener en cuenta el espacio para las costuras. -Dobla el borde superior del forro unos 6 mm y plancha. borde sobre borde. Puedes hacerlos de una tela que contraste y forrarlos si lo deseas.5 cm del borde superior. Sólo hay que pasar el pespunte de la costura dejando espacios libres del tamaño de los ojales y acabarlos por el revés igual que los ojales de vivo. Marca una línea a 3 cm del borde superior. haciendo coincidir los bordes inferiores. -Une ambas piezas con alfileres. A veces se pueden hacer los ojales directamente en la costura de montaje.

-Plancha el bolsillo hacia la parte de delante de la prenda. Dale la vuelta y plancha de nuevo. Si el tejido es muy grueso. Interiores Se cosen a la vez que la costura y pueden hacerse de forro para que abulten poco. -Corta dos piezas de forro en la forma deseada para el bolsillo y únelas derecho contra derecho. se hace . Cose ambas piezas juntas a 6 mm del borde. -Da la vuelta al bolsillo. Cose y pule la costura. plancha y cose la abertura a punto escondido. De pantalón Uno de los fondos es parte de la prenda. c o m o e n la figura. de forma oblicua o de media luna. y se suelen usar en prendas sport. Con un cortahilos abre la parte de la costura que corresponde al bolsillo. -Cose la costura entera. Son bolsillos poco profundos.los bordes de ambas piezas coincidan. -Corta un fondo de bolsillo de la misma tela que la prenda dándole la misma forma que ésta. -Fija el bolsillo a la prenda con alfileres y cóselo lo más cerca posible del borde. -Fija las piezas laterales de la prenda (falda o pantalón) y a la vez coloca en su sitio el bolsillo. Si son curvas. reforzando un poco los cantos superiores. para evitar que hagan bulto. se hacen unas muescas. -Corta las esquinas inferiores sin tocar las costuras.

añade cinturilla y termina la prenda. Cose y deja un margen de costura en la tapeta de 3 mm. Gira el fondo del revés. cosiendo derecho contra derecho ambas partes del bolsillo pero sin pillar la prenda. empezando por el centro de la línea de costura superior (no encima de la tapeta) y justo hasta antes de llegar a la esquina. Se pueden hacer con el mismo tejido de la prenda o en uno que contraste. Fija con alfileres. hilvana y plancha. Embasta en la cintura y en la costura lateral. La línea superior ha de quedar una o dos puntadas más corta que la inferior. Dale la vuelta y plancha. Plancha. -Corta la sección de bolsillo que forma parte del exterior de la prenda y colócala en su sitio. . -Fija los extremos largos juntos y aplica la tapeta a la prenda con un pespunte. Dobla la tapeta a lo largo de la línea de doblez y cose juntos los extremos cortos. -Corta una pieza de ropa el doble de largo del deseado para el bolsillo y ancho como la tapeta. -Marca la posición de la tapeta en la parte de la prenda correspondiente. -Pespuntea la curva. haciendo coincidir las líneas de costura (fíjate que estás dejando dentro la tapeta). con la aguja quedando fuera de la misma. para darle cuerpo y que no se deforme. Los bolsillos de vivo son una variación de los mismos y se hacen igual que los ojales con vivo. La pieza de la tapeta también se entretela. -Cose todas las capas. -Cose a lo largo de la línea de costura que mantiene la tapeta en su sitio. Marca en el centro líneas de costura que coincidan con las de la prenda. Termina justo al final de la tapeta. -Coloca la pieza sobre la prenda. -Pasa un pespunte de adorno por el derecho y a lo largo del borde para mantener bien los distintos gruesos. De tapeta Tiene un borde o una cartera o tapa que se cose por fuera. Termina las costuras laterales como de costumbre. -Primero hay que reforzar con entretela la zona donde se va a colocar la tapeta.con forro acabándolo con una pieza del tejido en la parte superior. derecho contra derecho.

por ejemplo. ¿Por qué los forros de las prendas son tan holgados? El forro protege la prenda por dentro y le da un mejor acabado. -Mete la parte superior del bolsillo por la abertura y plancha. Haz unas pequeñas muescas en las esquinas y plancha antes de darle la vuelta. Preguntas con respuesta ¿Por qué las agujas de la máquina de coser se calientan? ¿Con qué frecuencia debemos lubricar las máquinas de coser? ¿Qué significan los símbolos que salen en las etiquetas de la ropa? ¿Qué es una mosca? Una mosca es un pequeño triángulo de tela o cuero que se aplica a la tela para reforzarla. al cortar tela los cortes saldrán irregulares y se enganchará el filo en el tejido. Por eso se deja un pliegue extra de tela en la espalda del forro de las chaquetas y un poco más de tela en los bordes de las mangas y en los dobladillos. Es muy útil para rematar la abertura trasera de una falda. -Cose juntas ambas secciones del bolsillo sin pillar la prenda. Termina repasando a mano los extremos cortos de la tapeta para fijarla en su sitio. ¿Por qué solamente debo usar mis tijeras de costura para cortar tela y nada más? El papel estropea el filo de las tijeras. Pero si le diéramos la misma holgura que a la prenda. Si eso sucede. Hay que cuidar las tijeras y hacerlas afilar cuando sea . a través del bolsillo y de la prenda. La tapeta quedará en su sitio. se crearía demasiada tensión en las costuras. -Corta por entre ambas costuras. Haz lo mismo con la inferior.Si cuentas las puntadas podrás asegurarte de que haces el mismo número de puntadas arriba y abajo.

cogiendo sólo un pellizco de la tela. ¿Para qué sirve la entretela? La entretela da más cuerpo al tejido y logra que la caída de la prenda sea la adecuada. Hay varios tipos de entretela y se debe escoger la más adecuada al tejido que vamos a usar para la prenda. Si una vez montada la pieza te la pruebas y está bien. ¿Por qué las agujas de la máquina de coser se calientan? Aunque este fenómeno sucede a menudo en máquinas industriales. las . y cósela. las máquinas caseras son susceptibles también de sufrirlo. Sin entretelar las solapas. a la vez que el botón de cierre. Unas tijeras bien cuidadas garantizan un trabajo más fácil. se te engancharán y se te romperán los alfileres y la máquina.  Si coses a máquina. De este modo se consigue una mejor sujeción. para reforzar precisamente la costura del botón. ¿Por qué algunos botones tienen otro botón por el otro lado de la tela? A veces se cose un botoncito por el revés de la tela. ¿Y si paso las costuras sujetas con alfileres directamente en lugar de molestarme en embastarlas primero? Tienes varias razones para no hacerlo:  Pierdes precisión. es el momento de hacer la costura definitiva (pero NO cosas justo encima de la basta!)  Si tienes mucha prisa y práctica. Esta técnica es especialmente adecuada para tejidos finos y de lana. y duran más. aunque en menor medida.necesario.  Las bastas te tienen que servir para comprobar que las hechuras son correctas. éstas nos quedarán blandas y sin forma. puedes intentar esta técnica: sujeta la costura con alfileres colocados perfectamente perpendicularmente a dicha costura. rápido y agradable. Como sabemos.

como cualquier otro aparato. pero el peligro de que nos suceda siempre estará ahí.. que sobrepasan las 10.. Supongamos que nuestra engreída cose como máximo a 1.máquinas industriales desarrollan altísimas velocidades de costura. poseen un mecanismo interno que debe funcionar con exactitud para permitirnos hacer bien nuestro trabajo.. ¿Cómo podemos evitarlo?    Teniendo mayor precaución cuando nos dispongamos a coser telas sintéticas. la aguja sube y baja 25 veces. que con el exceso de trabajo deviene en desgaste.. ¿no?. Es decir que entre ellas hay contacto permanente. O lo que es peor. la tela que se esta cosiendo termine con agujeros. Este mecanismo consta de muchas piezas. Obviamente.. Ojo. cosiendo con moderación: Nunca obliguen a sus máquinas a coser a la velocidad máxima prolongadamente. ¿Con qué frecuencia debemos lubricar las máquinas de coser? Las máquinas de coser. la temperatura que alcanza nuestra aguja en nuestra máquina casera es mucho menor que una industrial. En estas máquinas el calentamiento de la aguja se previene utilizando aire comprimido que la va enfriando mientras se cose..sería desastroso. con el costo que nos acarreará cambiar de aguja e hilo constantemente. Es decir que cada segundo.. la posibilidad de calentamiento es mayor. Dependerá del tipo de tela que estemos cosiendo el mayor o menor grado de calor que produzca en la aguja. Pero hablemos de nuestras máquinas caseras. o lo que sería peor. Usando agujas e hilos apropiados en la costura (el manual de nuestra máquina nos puede ayudar.000 puntadas por minuto. Obligamos a la aguja a que se detenga. gruesas y de colores oscuros son las que nos deben llamar más la atención pues son las que producen más calor en la costura.500 puntadas por minuto (¡Un verdadero bólido!).¡Nunca hay que perderlo!). Y sobre todo. suba y el cambio brusco de temperatura puede quebrarla o partir el hilo. El subir y bajar a tal velocidad. no todas las telas son susceptibles de romperse. sino también alguna pieza interna de la máquina. En el caso de usar tejidos sintéticos. por más apresuradas que estén. ¿Qué es lo que puede suceder? El hilo se puede romper y la aguja puede quebrarse (¡a quien de nosotras no nos ha sucedido!). pero las sintéticas.. El aparato sufrirá innecesariamente y no solo pueden romper agujas e hilos. amigas. podrían dañar seriamente el motor. produce fricción. y la fricción produce calor. introduciéndose en la tela. que deben moverse entre sí simultáneamente. ¿En qué momento puede ocurrirnos esto? Cuando estamos cosiendo a alta velocidad una de estas telas y retiramos el pie del pedal. pues el roce entre ellas (generalmente .

Por eso. Así la protección de los mecanismos internos de la máquina está asegurada. Si tenemos una máquina que usamos poco. En dicho manual generalmente se indican los puntos vitales donde se debe colocar el lubricante. lo que sí es importante es tomar conciencia de que va a necesitar más cuidados. siempre es posible intentar buscarlo. y lo único que hay que hacer es mantenerlo lleno. según el modelo. esto nos ahorrará tiempo y dinero.piezas metálicas) produce calor y en algunos casos. Tenemos que aprender a resolver nosotras mismas los problemas de nuestras máquinas antes de llamar al servicio técnico. Pero si nos dedicamos a la costura como trabajo y cosemos todos los días.) forma una capa que las protege del contacto entre sí. el lubricante fluye por la máquina cada vez que se cose. Es recomendable usar el lubricante especificado en el manual de usuaria. para coser una que otra cosita. etc. La primera coserá a nuestro gusto. A través de un dispositivo operado por aire comprimido. Por eso es que a las usuarias que necesitan coser en máquina por trabajo se les recomienda elegir un modelo que tenga lubricación automática (en su mayoría máquinas industriales). suave y rápido. ejes. No hay que esperar al servicio técnico. Esto significa que la máquina tiene un depósito de lubricante. Pero usar una máquina casera y trabajar con ella no es malo. la cosa cambia. o contactarse con otras usuarias que posean la misma máquina (¡por eso es tan importante que existan sitios web como éste!!). La lubricación en este caso debe ser semanal. y se refieren a las condiciones en que deben ser tratadas durante su mantenimiento para su perfecta conservación. puede producir que se deformen o se rompan. Si nuestra máquina es muy antigua y el manual ha desaparecido. por la red. No necesito decir el daño que le haríamos si continuáramos cosiendo. se recomienda lubricar la máquina de coser con periodicidad. muchas horas. con lubricarla una vez al mes será suficiente. y la sentiremos lenta y pesada. es notoria. esto es algo que nosotras mismas podemos (y debemos) hacer. La diferencia entre una máquina lubricada y una que no. El lubricante es un fluido (llamado comúnmente “aceite”) que al distribuirse en las piezas vitales de la máquina (bobina. mientras que la segunda se esforzará en exceso. pues al coser mucho hacemos que las piezas internas se desgasten mucho más. las veces que debamos lubricar nuestra máquina de coser dependerá estrictamente del uso que le demos. . Símbolos Estos son los símbolos que se pueden encontrar en las etiquetas de las prendas. En pocas palabras.

Tu equipo no tan básico. Esta sección recogerá todas las ideas de materiales que nos puedan ayudar a facilitar la labor.. así que animaos y poned también vuestro granito de arena. Esta lista pretende ir creciendo a medida que vayamos conociendo nuevas posibilidades.. .

sirven para muchas otras cosas. Para verlo. y cuando esté estropeado sólo tienes que cambiarlo. Es un sustituto excelente para los viajes. tales como botones. quizá quieras proteger la que usas normalmente. prueba a clasificarlos en una de esas cajas de plástico con departamentos o cajoncitos que se usan para los tornillos y clavos. haz clic aquí.  Existe en el mercado un pequeño objeto circular con muescas que sirve para cortar hilos. sino porque puedes encontrarte en el aeropuerto con que no te permiten subir al avión con tus queridas tijeras de costura en el bolso!  Para guardar los objetos pequeños. Yo uso una también para tener en orden mis cosas de maquillaje!  Guarda tus patrones bien doblados en fundas de plástico de las que se pueden poner en carpetas de anillas. También puedes comprar hecho tu librito para agujas. son duraderas. ordenándolas por tamaños. y puedes incluir un índice para encontrarlos rápidamente. Para empezar. Las hay en varios tamaños. Hazte con una lámina para cortar. broches. y además suelen ir impresas con una cuadrícula que te ayudará con las medidas y las líneas rectas. hazte un librito de algunas hojas con unos pedazos de fieltro y clava las agujas en las “hojas”. Puedes embellecer el exterior con un bordado. usos o tipos. no sólo por seguridad. alfileres y demás. hay infinidad de diseños. Cubre el tablero con papel de embalar para protegerlo.  Si no tienes espacio para una mesa extra. Este papel te sirve para tomar notas también. Raloida nos explica cómo se ha hecho su propio maniquí.  Los hilos sueltos que te traen de cabeza estarán mejor liados en pequeñas bobinas de cartón o plástico. y las encontrarás en cualquier .  Puedes fabricarte tu propia mesa de trabajo con un tablero de conglomerado y unas patas a tu gusto (como las que tienen en Ikea).  Si tienes muchas agujas y quieres tenerlas bien guardadas y tenerlas bien a la vista. Son autocurativas. se escribe cómodamente sobre ellas. De este modo los tendrás siempre a mano en perfecto estado.

Cuando se va a cortar el hilo con el que se está cosiendo. y en la parte superior (nº 3) tenemos otro brazo de metal. aunque dignas de pertenecer a un museo. Según el modelo. los números que indican los puntos por donde pasar el hilo y en qué orden están también marcados en la carcasa para máxima claridad. Al igual que los demás aparatos que hay en tu casa. pero básicamente es el mismo: el hilo ha de seguir un recorrido establecido para que circule con la tensión adecuada. sino que sube y baja al compás de la aguja llegando a esconderse en su totalidad dentro de la ranura en su punto más bajo. En el modelo físico.establecimiento de dibujo y diseño o de equipamiento de oficina. camino que terminará en el ojo de la aguja. Una brocha vieja de maquillaje puede servir (¡siempre que no se esté quedando calva!) Es importante que conserves el manual de instrucciones de tu máquina de coser. el sistema puede variar. es aconsejable levantar la aguja manualmente . Conozco personas que conservan sus viejas máquinas manuales con tanto esmero que. Este esquema muestra el recorrido correcto del hilo en una máquina eléctrica sencilla.  Procura tener una brochita para ir limpiando el interior de tu máquina de pelusilla y polvo. necesita un mantenimiento mínimo y debes aprender a usarla correctamente para sacarle el máximo partido y alargar su vida útil. Vamos a cargarla Lo primero para poder usarla es aprender a poner el hilo. no fijo como el otro. A continuación se lleva el hilo por la ranura en la carcasa. al final de la misma (nº 2) se gira y se continúa hacia arriba. les permiten confeccionar prendas de calidad sin esfuerzo. El 1 señala un pequeño brazo de metal por detrás del cual se pasa la hebra.

Mi máquina. (Si te estás preguntando por qué demonios no pongo un dibujo. el de la canilla que hay debajo de la placa de la aguja. sin olvidar pasarlo por la pequeña abrazadera (nº 5) antes de enhebrarlo. también y vuelve a bajar por la ranura. un portabobinas pequeño sobre el extremo derecho de la máquina. los modelos varían y vas a tener que explorar tu máquina para empezar e identificar todas esas cosas. tiene dos. Además. El hilo empezará a rellenar la bobina (y te aconsejo que lo sigas sujetando durante las dos o tres primeras vueltas para que no se escape y se salga de la bobina). Cuando la bobina esté llena. Deja suficiente hilo como para que pueda dar la vuelta hasta llegar al devanador. uno en cada lado. Lo primero es llenar una bobina o canilla con hilo. A veces vale la pena tener en cuenta ese detalle. dejando ver este brazo a su vez. Recuerda que ese es el hilo que se va a ver por el reverso de la costura. Tira del volante lateral hacia afuera con suavidad. sin necesidad de quitar el carrete “principal” de su sitio. Toma pues un carrete del hilo que quieras emplear y ponla en uno de los portacarretes. Has de pasar el hilo por uno de ellos desde el centro hacia afuera. lo cual permite usar dos hilos diferentes en una aguja doble con mayor comodidad. desgraciadamente. Esto quiere decir que puede tener ya hilo puesto en uno y colocado en la máquina y enhebrado para cuando necesito llenar una bobina. falta el hilo de abajo.) En las alas de la bobina hay un agujerito.hasta que esté en su punto más alto. llamado tirahilos. Toma el extremo del hilo y suelta un poco. y pásalo por detrás del guiahilos del devanador. Sujeta la punta del hilo para que no se escape mientras mueves el devanador en su ranura hacia la derecha de manera que se acerca a la pieza fija que hay junto a él. Algunas máquinas tienen dos abrazaderas. la pieza . Ahora enciende la máquina y pisa el pedal suavemente. una especie de tornillito que verás muy cerca del área de tensión (la ranura por donde hiciste pasar el otro hilo). O sea. por ejemplo. Llenar la bobina Una vez hecho esto. si pongo muchas imágenes esto tardará un siglo en poder leerse. esta vez hasta la aguja. Mantén el hilo prendido así en la bobina y coloca la misma en el devanador. existen dos razones: 1-no todo el mundo puede ver las imágenes. 2-de todos modos. El hilo pasa por este brazo. hacia la izquierda. una a a cada lado.

El último paso Introduce la caja en su sitio y cierra.que hay junto al devanador hará que éste se pare. .. dejando ir el hilo necesario. pero ten a mano una brochita para limpiar a menudo la pelusa que se amontona a todo su alrededor. baja el pie y. recuerda empujar el volante para devolverlo a su sitio. Toma el extremo del hilo superior con una mano. llévalos hacia atrás. toma el hilo y hazlo pasar por la hendidura lateral de la caja de bobina. Cuando la aguja vuelva a subir traerá consigo el otro hilo. debajo de la placa de la aguja. De este modo. La canilla La caja de bobina es una pieza que ha de contener la bobina o canilla. ahora pillamos el hilo de dentro. ¡al ataque! Enredos Si el hilo se enreda en la canilla y no quiere salir. No te preocupes. Volvamos a la canilla: Toma la caja y la bobina como indica el dibujo: la primera con la mano izquierda. coloca la tela. y a su vez se coloca en la lanzadera. Saca el hilo por el agujero y ya está. o si la aguja se rompe y cae dentro. No necesitas sacar la lanzadera de su sitio para cargar la canilla. la lanzadera en marcha seguirá un movimiento de vaivén mientras la canilla gira en su interior. la segunda con la derecha lista para meterla dentro con el hilo apuntando hacia afuera. o no coserás. de manera que la aguja se moverá como para dar las primeras puntadas. pásala por debajo del pie prensatelas junto con el hilo superior. Ah. saca la caja de bobina y procede. llevándolo hacia el agujero por debajo de la pieza de metal que forma el resorte de regulación de tensión de la caja. Y ya tienes la bobina lista para cargar la caja. abre la caja. Al introducir la bobina dentro. Saca una hebra un poco larga.. Saca la bobina y corta el hilo que sale por el agujerito a ras. y con la otra gira el volante con suavidad hacia ti.

está muy floja. tras la rueda de la tensión. la caja se moverá muy gradualmente a medida que el hilo la recorre. compra una caja nueva. porque es muy sensible y el menor cambio lo altera mucho (cielos. El motivo de rotura de hilo o aguja suele ser la tensión del hilo (mucha o poca). muy poquito cada vez. a veces el hilo queda enredado en ella y por eso la máquina se para.Si la aguja está gastada o torcida. Si no se mueve. En ningún caso intentes forzar la máquina o dar tirones fuertes. Si la tensión es correcta. >5 . las más sencillas no pueden con los tejanos.Ajusta la tensión del hilo. >4 . Si esto no funciona. ya de por si. Y de que tu máquina puede con ello. Ten en cuenta también que hay distintos grosores de aguja para las distintas telas.Comprueba que el hilo está bien colocado. por ejemplo.suele haber un tornillito. se partirá. aunque fíjate si el hilo continúa en su sitio. Acuérdate de quitar la pelusilla regularmente con una brochita! . Asegúrate de usar la calidad correcta de hilo y el grosor de aguja (van numeradas) adecuado para lo que pretendes coser. Si se cae de golpe. si hay demasiadas capas de tela y la aguja es muy fina.Para ajustar la tensión del hilo inferior. si empleas una aguja demasiado gruesa con un tejido fino.Comprueba que no haya quedado pelusilla o hilo atrapados en los discos por donde pasa el hilo superior. Auxilio! Mi máquina no cose bien! Si las costuras que tu máquina produce no son correctas. cuyas costuras están formadas por varias capas de una tela que. y sujétala por el hilo. saca también la lanzadera (la pieza que rodea la caja). es bastante pesada.Si hace falta. quitar y poner la caja de bobina te va a costar tres segundos. cámbiala de inmediato. la tensión es demasiado fuerte. así que prueba esto: Pon una bobina con hilo en la caja. >2 . Ajusta el tornillo como sea necesario. En cuanto lo hayas hecho dos veces. Es mejor no tocarlo. puedes estropearlo. igualmente estás a un paso de dejarlo o de llamar al técnico. aun tirando levemente del hilo. suena a Psicología!) Pero si todo lo demás ha fallado. >3 . sigue estos pasos para intentar corregir el error: >1 . y ve probando. así que vale la pena tomarse la molestia.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful