Época Autor Segunda mitad del siglo XIX Juan Ignacio de Armas y Céspedes (1882

)

Criterios de clasificación Histórico: pretendía mostrar el origen de lo que llamó lenguaje criollo, o primera variedad derivada del castellano, que se fue gestando en las Antillas; de allí se desprenderán los otros lenguajes, correspondientes a las tres o cuatro zonas restantes.

Planteamientos - Léxicos: lo fundamenta en un recuento a partir del nacimiento del lenguaje criollo con una perspectiva léxica; habla del término indio como su primera adquisición, pues lo relaciona con la idea de Colón de descubrir las Indias. Lo ligaba con las diversas dimensiones del nuevo mundo descubierto por los españoles como nuevas costumbres, animales y plantas.

Zonas Dialectales Propuso cuatro o cinco lenguajes correspondientes a distintas zonas del territorio americano: - La primera comprende las islas de Cuba, Santo Domingo y Puerto Rico, Venezuela, Colombia -incluyendo lo que hoy es Panamá- y algunas partes de Centroamérica. - La segunda abarca México y las zonas restantes de Centroamérica. - Una o Pacífico. dos más en el

Críticas Razones de clasificación son una incógnita, al igual que los límites concretos de las zonas enunciadas. Resulta poco acertado haber pronosticado una divergencia de lenguas, resultante a cuatro idiomas equiparables a los derivados del latín. Idiomas semejantes y que actualmente se conservan. Toma un criterio extralingüístico: orientación histórica y en el plano lingüístico se limita a la parte léxica. No retoma la evolución del español, sólo se enfoca en sus inicios en territorio americano. Existe heterogeneidad de las zonas, como en el caso de la zona uno, donde, además de zonas exclusivas de predominancia del español, hay zonas de contacto con zonas de lenguas indígenas y con el inglés y algunas áreas criollas. La limitación a cinco lenguas amerindias significa desconocer que existieron más de cien lenguas, que en mayor o menor medida, ejercieron su influjo en el español americano, en el mismo sentido, aún

- Una última, compuesta por Buenos Aires.

Primera mitad del siglo XX Pedro Henríquez Ureña (1921)

Se basó en: Diferencias climáticas de población y de contacto de lenguas. Diversidad de grados de cultura y aislamiento. La proximidad geográfica. - Lazos políticos y culturales durante la dominación española. - El contacto con una lengua indígena en específica, por lo cual, eran frecuentes,

- Léxicos: considera que existe un vocabulario como elemento distintivo entre las zonas, de las cuales no se tienen ejemplos ilustrativos. - Fonéticos: realiza una distribución donde se presenta estos rasgos. Así muestra el caso, entre algunos, la pronunciación de /d/ intervocálica y en posición final de sílaba; la pronunciación de /g/, intervocálica o ante diptongos, la igualación o distinción de /y/ y /λ/, así como la aspiración de la /h/, procedente de la /f/ latina. También muestra la aproximación de /y/ al sonido de la j francesa, común en Argentina y Uruguay; la articulación de la fricativa velar /x/; la velarización de la /n/ final de la palabra; las distintas realizaciones de /r/ y /r/, neutralización de /r/ y /l/; la /s/ final de sílaba y de palabra.

Distinguió principales:

cinco

zonas

- La primera corresponde a las zonas bilingües del sureste de los Estados Unidos, México y las naciones de Centroamérica. - La segunda se refiere a las zonas de las Antillas: Cuba, Puerto Rico, República Dominicana, Santo Domingo, la costa y los llanos de Venezuela y la región septentrional de Colombia. - La tercera comprende las regiones andinas de Venezuela y Colombia, la costa Pacífica de Colombia, Ecuador, Perú, gran parte de

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful