FERTILIZACIÓN DE CULTIVOS EN CLIMA FRÍO

Editor: Ricardo Guerrero Riascos

Fertilización de cultivos en clima frío
Editor: Ricardo Guerrero Riascos
Ingeniero Agrónomo, M. Sc. Profesional Consejero, Monómeros Colombo Venezolanos, S.A. (E.M.A.), Profesor Asociado, Facultad de Agronomía, Universidad Nacional de Colombia.

© Monómeros Colombo Venezolanos S.A. (E.M.A.)
Prohibida la reproducción total o parcial de esta obra, sin permiso de Monómeros Colombo Venezolanos, S.A. (E.M.A.) Segunda edición, 1998 ISBN: 958-96408-0-X Monómeros Colombo Venezolanos S.A. (E.M.A.) Oficina principal y planta: Vía 40, Las Flores Barranquilla, Colombia, S.A. Oficina Santafé de Bogotá: Avenida 13 Nº 100-34 Piso 4º Santafé de Bogotá, Colombia, S.A. Ilustraciones: Guillermo E. Arriaga Maya Diseño y armada electrónica: Eduardo Arias Trujillo Libia Patricia Pardo M. Impresión: Sáenz y Cía. Ltda. Santafé de Bogotá. Colombia, 1998

I
Introducción

4

INTRODUCCIÓN

En la agricultura tecnificada, la fertilización o abonamiento constituye, como bien se sabe, un factor vital del manejo encaminado a obtener una adecuada nutrición de los cultivos, como fundamento para alcanzar la máxima producción de alimentos fibras, aceites, estimulantes y flores, por unidad de superficie. Sin embargo, al terminar el siglo XX, el alcance que se busca con el abonamiento sobrepasa largamente la simple adquisición de altos rendimientos. Una adecuada calidad de la cosecha constituye hoy, con importancia creciente en el futuro próximo, la exigencia relevante del mercado agrícola, cuyo mayor o menor cumplimiento conlleva el requisito para su aceptación y precio en el mercado. Lo anterior, no solamente supone obtener productos alimenticios (granos, tubérculos, raíces, hojas, tallos y frutas) con elevado valor alimenticio, fibras largas y firmes, y aceites de óptima calificación, sino también con un mínimo de rechazo y una máxima duración en poscosecha. Una adecuada nutrición de los cultivos también está asociada con la prevención de plagas y patógenos, temática ésta que es motivo de interés creciente en el ámbito internacional de las ciencias agrícolas, pero que en nuestro medio se nota aún lejos de ser considerada en los programas de investigación y, mucho menos, como un objetivo relevante en la práctica del abonamiento. La llamada “agricultura sostenible”, de otra parte, como criterio de “época”, mirando hacia el futuro de la tierra y del hombre, no puede escapar, y sí seguro depender, del mantenimiento del suelo como recurso clave y, en él, de su fertilidad, para lo cual, sin duda alguna, el abonamiento mineral y orgánico, debidamente manejado, resultará vital e intransferible. Al terminar lo que alguien llamó “el siglo de las luces”, la eficacia del abonamiento, en nuestra agricultura, sigue siendo oscura. Se pierde una gran proporción (70% de N, 90% de P, 40% de K) de los nutrimentos que se aplican en la fertilización edáfica, asunto que constituye un problema agronómico y económico de mucha gravedad que no ha sido resuelto y, más aún, ni siquiera aliviado significativamente. En el próximo siglo, que lo vemos llegar, el esfuerzo de la investigación, la técnica y la práctica del abonamiento, debe seguir encaminada a la búsqueda y obtención de una

5

mayor eficacia y, por tanto, de una mejor resultante, tanto en producción como en economía. Para alcanzar este objetivo, se considera obligatorio tomar en cuenta factores adicionales distintos a la sola consideración de las pérdidas de nutrimentos en el suelo (lixiviación, volatilización, fijación, etc.), tales como aquellos de la planta (sistema radical, habilidad en la asimilación), la física del suelo (porosidad, aireación, almacenamiento del agua, drenaje), la labranza, el control de la erosión, la tecnología del abonamiento y la fertilización estratégica. La segunda edición de esta obra se entrega como material de consulta actualizado, pero con la mente aspirando a un futuro mejor.

6

II
Papa
• Nariño • Antioquia • Cundinamarca y Boyacá

7

dentro de una estructura predominantemente de minifundio. La información respecto a la fertilización con N-P-K es extensa y. la incidencia en la producción y la variabilidad de las respuestas. Instituto Colombiano Agropecuario.268 km2 de los cuales el 48% corresponde a la zona andina. para las condiciones de Nariño. M.* 1.FERTILIZACIÓN DEL CULTIVO DE LA PAPA EN EL DEPARTAMENTO DE NARIÑO Bernardo García R. El alto costo de la fertilización. con un valor de producción aproximado de cien mil millones de pesos. de ésta. lo mismo que los óptimos económicos. Pasto. suelos. las recomendaciones actuales estarían muy aproximadas. variedades y manejo.000 ha y genera anualmente alrededor de tres millones de jornales. la papa es el principal cultivo. en las diferentes zonas productivas. Sc. En esta zona. posiblemente. para obtener el potencial de producción del cultivo.A. entre otros. * Carlos Pantoja L. Entre el 15 y el 20 por ciento del costo de producción corresponden a la fertilización. se estima que el 25% del PIB está representado por este sector. el 38% del área corresponde al piso térmico frío que tiene la mayor explotación agropecuaria. se estima que se siembran entre 25. Se pretende en este artículo presentar los resultados más sobresalientes de la investigación realizada tanto en centros experimentales como en fincas de productores respecto a la * I. ICA.000 y 30. 8 . tiene una extensión de 33. son factores que indican la necesidad de una permanente actualización de las recomendaciones. de acuerdo con los factores clima. INTRODUCCIÓN El departamento de Nariño es eminentemente agrícola.

En un estudio sobre fertilidad de los suelos cultivados con papa en Nariño. La Figura 2 muestra que el 60% de los suelos presentaron contenidos altos y medios de calcio. Estos tres criterios indican que la mayor parte de los suelos paperos de Nariño son deficientes en Mg. moderados contenidos de aluminio intercambiable y de compuestos libres. como la variación de precios del producto en el mercado o. de 5. en9 . de 1 a 3 y mayor de 3. con predominio de las francas sobre las franco-arcillosas. pero con mayor énfasis en el cultivo de la papa. Porosidad y permeabilidad altas. 2. con altas frecuencias de los contenidos bajos de Mg (67%) y los valores altos de la relación Ca/Mg. de baja a media. desde el año 1968 hasta 1988. la estabilidad estructural de los suelos está muy asociada con los contenidos de arenas y de alófana. como consecuencia del intenso laboreo a que están sometidos estos suelos. impredecibles.5. P (Bray II): Ca: Mg: Relación Ca/Mg: Menor de 5. con materia orgánica.O. y también la respuesta a la fertilización con rocas fosfóricas. Por tanto. de 20 a 40 y mayor de 40 ppm Menor de 3 me.5 Menor de 5 por ciento.5 y mayor de 6.5 a 6. Además. se incluyen los resultados preliminares de investigación con elementos secundarios y menores. medio y alto de acuerdo con los siguientes valores: pH: M.5 me.5 a 2. como heladas y sequía. En Nariño. Más adelante se mostrará la respuesta de la papa a la fertilización con este nutrimento. En la Figura 1 se observa que en los suelos predominan los bajos niveles de pH y de fósforo. La mayoría de los suelos son no plásticos o ligeramente plásticos. La retención de humedad. es necesario adecuar las recomendaciones. se procesaron 370 análisis de suelos y se agruparon en los niveles bajo. García (1990). de 5 a 10 y mayor de 10% Menor de 20 ppm. al procesar los análisis de suelos realizados por el Instituto Colombiano Agropecuario (ICA). de 3 a 6 y mayor de 6 me/100 g de suelo Menor de 1. está muy influenciada por el contenido de materia orgánica. Al igual que en otros cultivos.fertilización NPK. de 1. Por tanto. de acuerdo a las condiciones de riesgos. Son dominantes los contenidos bajos de materia orgánica. en el departamento de Nariño. que es muy amplia. los suelos tienen altas proporciones de limos y arenas. Los andisoles de Nariño tienen un alto poder de fijación de fósforo. predominan los valores altos de la relación (Ca+Mg)/K. las recomendaciones de fertilizantes están estrechamente relacionadas con factores externos e inestables. En general. FERTILIDAD GENERAL DE LOS SUELOS CULTIVADOS CON PAPA EN EL DEPARTAMENTO DE NARIÑO Los suelos de clima frío de Nariño tienen texturas medias.5 me/100 g de suelo Menor de 1.5 y mayor de 2.

B. Mg y relación Ca/Mg en los suelos cultivados con papa en el departamento de Nariño. 10 . 80 Bajo 70 60 % de muestras analizadas Medio Alto 50 40 30 20 10 0 Ca Mg Ca/Mg FIGURA 2. 1990). P FIGURA 1. Distribuciones de frecuencia de los niveles de Ca.O. Distribuciones de frecuencia de los niveles de alguna característica química de los suelos cultivados con papa en el departamento de Nariño (García R..Bajo 70 60 % de muestras analizadas 50 40 30 20 10 0 pH Medio Alto M.

200 msnm.500 msnm. Resistente al manipuleo.O. al lavado y a la continua y selectiva extracción de los monocultivos. de acuerdo con la altitud. Se adapta bien en altitudes conprendidas entre 2. la cual es crítica en estos suelos por la irregularidad del aporte de agua de las pricipitaciones pluviales. es resistente al manipuleo y conserva su calidad durante un almacenamiento prolongado. Esta desbasificación ha traído como consecuencia la acidificación. Tiene un período de reposo de aproximadamente 2. La pérdida continua de la materia orgánica implica el deterioro de las características químicas del suelo. conserva su calidad durante el almacenamiento prolongado. Es suceptible a gota y a virus del enrollamiento. según la altitud. densidad. la pérdida de nutrimentos y la degradación de las características físicas como la estructura. Bajo condiciones normales de lluvia tiene un rendimiento de 28 ton/ha.200 msnm. Su mejor adaptación se encuentra entre los 2. en casi todo el país. conforme lo indicaron las funciones lineales y negativas en los tres primeros y función cuadrática negativa para el Ca. Tiene un período de reposo de dos meses y su conservación durante el manipuleo 11 . El rendimiento promedio está alrededor de 25 ton/ha. “Parda Pastusa”. Según Alvarado (1992). según la altitud.5 meses. PRINCIPALES VARIEDADES DE PAPA CULTIVADAS EN NARIÑO La papa es originaria del altiplano de Perú y Bolivia. Es una de las variedades que más se cultiva. con los problemas consiguientes en el comportamiento químico de los nutrimentos y la nutrición de las plantas. Tiene un ciclo de vida de 6 a 7 meses. 3.5 a 5 meses. se han logrado genotipos mejorados que cubren aproximadamente el 80% del área sembrada en Colombia. la erosión intensa que presentan los resultados. Mg y Ca. las variedades de papa más cultivadas en el departamento de Nariño son: “ICA Nariño”.300 y 3. Además. Requiere de una precipitación pluvial adecuada.5 meses. Tiene un ciclo de vida de 4. produce aproximadamente 30 ton/ha. por tanto su calidad para procesamiento es inconsistente.500 y 3. en las zonas de pendiente. Mediante el cruzamiento de variedades nativas. Los agricultores la llaman Roja y Huila. agravan la situación. especialmente en el área que actualmente corresponde al departamento de Nariño. tiene un ciclo de vida de 5 a 5. Se adapta bien en alturas comprendidas entre 2.700 y 3. Bajo condiciones favorables de cultivo. Tiene un período de reposo de tres meses.contró drásticas disminuciones del pH y de los contenidos de M. asi como a la baja fuerza de retención catiónica de los andisoles. la aireación. De regular calidad y un contenido promedio de materia seca del 18%. pero los conquistadores españoles la encontraron en los Andes colombianos. “ICA Morasurco”. con materiales mejorados de otros países. porosidad y la capacidad de retención de humedad. La pérdida de bases se debe al alto grado de labranza a que están sometidos estos suelos. Valle del Cauca. Tiene una alta demanda en Nariño.. suelos fértiles no muy trabajados y altas dosis de fertilizantes. los tubérculos se deforman. la zona cafetera y el norte del Ecuador. Bajo condiciones de estrés por agua. Es de buena calidad culinaria y muy apetecida para consumo fresco.

Se comercializa en Antioquia. No tiene período de reposo. En el departamento de Nariño se cultiva en pequeñas extensiones. De buena calidad para frituras y uso en culinaria. a altitudes superiores a 2. régimen de humedad. Su tiempo de conservación está limitado a unas dos semanas. estas cantidades dependen de varios factores. Tiene un período de reposo de tres a cuatro meses. Tiene demanda en climas cálidos de Nariño. coincide en que son cantidades altas. Produce en promedio de 15 a 20 ton/ha. “DIACOL Capiro” (R-12). Valle del Cauca y norte del Ecuador. sobre requerimientos nutricionales en suelos de Nariño. En elementos menores. serán más altos los requerimientos de fertilización. Los rendimientos oscilan entre 15 y 18 ton/ha. Tiene poca resistencia al manipuleo. se indican los requerimientos nutricionales para diferentes niveles de productividad del cultivo de papa. 60 g de B. Es de buena calidad. al cabo del cual inicia su germinación. En la Tabla 1. implican igualmente altas extracciones de nutrimentos. RESPUESTA DE LA PAPA A LA FERTILIZACIÓN 4. o sea que entre más alta sea la producción potencial o esperada. Es muy precoz. Se utiliza principalmente en la preparación de sopas y tortillas. Resiste al verdeamiento y al almacenamiento prolongado.200 msnm.y almacenamiento prolongado es buena. cocinada o frita entera. al reportar datos de extracción de elementos. No tiene período de reposo.700 msnm. Se adapta bien en altitudes comprendidas entre 2. 4. “criolla” o “yema de huevo”.500 y 3. En cuanto a las diferencias varietales. la literatura. requiere de alta precipitación. 1991). con un ciclo de vida de 120 días. con un contenido de materia seca del 18%.500 y 3. Tiene un ciclo de vida entre cinco y seis meses. 40 g de Cu y 6 g de Mo. es muy precoz. Por esta razón. Alvarado y López (1976). indican una extracción de 40 g de Mn. en alturas comprendidas entre 2.000 msnm. Bogotá y Venezuela. temperatura. tales como las exigencias de la variedad. su tiempo de conservación es de dos semanas e inicia la germinación. “Chaucha amarilla”. Bajo condiciones adecuadas de precipitación. producción y manejo del cultivo. “Chaucha Mambera”. Su mejor adaptación está restringida a las regiones húmedas y altas del extremo oriental de la cordillera de los Andes. en términos de hectárea cultivada. tiene un ciclo de vida de 120 días. produce alrededor de 25 ton/ha. Es muy utilizada para espesar sopas y preparar platos típicos. Se observa claramente que entre más altas son las producciones mayor es la extracción nutricional. Es altamente susceptible a gota y resistente a roya. para una producción de 40 ton/ha. En la industria se utiliza para producción de chips y papa a la francesa. se observa que la papa “Parda Pastusa” es más exigente en suelos y fertilización que la “ICA-Nariño” (Alvarado.1 Requerimientos nutricionales del cultivo de papa La altas producciones por unidad de superficie de un cultivo de papa. 12 .

TABLA 1. Requerimientos nutricionales de la papa para diferentes niveles de productividad. 1978). 120 40 250 20 10 210 70 430 40 20 300 100 600 60 25 La extracción de fósforo es relativamente baja.R. fósforo y potasio Aunque el cultivo presenta respuesta a efectos simples en la fertilización con nitrógeno y fósforo. con ella. al aplicarlos simultáneamente los rendimientos son mayores. una mayor producción de materia seca (Figura 4). lo cual ha sido probado en varias investigaciones. Al igual que los demás nutrientes. Urquiaga y Alvarez (1986). la mayor demanda de nutrimentos del cultivo de papa se presenta a partir de los 50 días de emergencia de las plantas (Grandet y Lora. pero debido a procesos de fijación. la demanda del fósforo se incrementa a partir de los 30 días. De acuerdo con la Figura 3. pero debido a los procesos de fijación del suelo es necesario hacer altas aplicaciones de fertilizantes fosfatados y. 4. la eficiencia en la extracción por parte del cultivo es inferior al 10%. existe el limitante de la dificultad de colocar el fertilizante con el reabono en la zona radical (Guerrero. como se dijo anteriormente.* Producción obtenida (ton/ha) 20 40 50 Nutrimentos extraídos (kg/ha/cosecha) N P2O5 K2O Mg S * Tomado de Guerrero. (1982). 13 . o sea que existe una interacción muy marcada entre estos elementos. debido a una mayor intensidad de crecimiento y. R. Bastidas.2 Respuesta a nitrógeno. un incremento de raíces y estolones (Tabla 2) y un incremento del área foliar y del índice de área foliar (Figura 5). a partir del superfosfato triple aplicado al suelo. 1988). se piensa que al fraccionar el fósforo se puede conseguir una mayor eficiencia. demostraron una eficiencia de utilización del fósforo de algo menos del 3%. sin embargo. si se consideran éstos más el fósforo disponible en el suelo.

1978). 14 .8 y 6. P entre 8. M. La papa es un cultivo que presenta altas respuestas a la aplicación de fósforo. en suelos con contenidos inferiores a 30 ppm de P. Muñoz y Wieczorek (1977) en un estudio sobre fertilización en papa en 22 sitios experimentales en suelos de Nariño. en presencia de dosis de nitrógeno entre 50 y 180 kg/ha. entre 3.800 700 600 Extracción de nutrientes kg/ha K2O 500 400 250 200 150 100 50 40 30 20 10 0 0 20 28 36 44 52 60 68 76 84 92 P2O5 Ca Mg N Días después de la germinación FIGURA 3. Las respuestas no presentaron relación con el contenido de materia orgánica del suelo. 1977).7.2 me/100 g de suelo. y K entre 0.5%. determinado por Bray II.2 ppm.6 y 1.9 y 17. en presencia de 300 kg de P2O5. puede tener su orígen en las bajas temperaturas. En Nariño. Extracción acumulativa de nutrimentos por el cultivo de la papa (ICA Puracé) en diferentes estados de crecimiento (Grandet y Lora. con pH entre 4. obtuvieron producciones crecientes con la aplicación de N hasta 200 kg/ha.5 y 60. altos contenidos de alófana y deficiencia de algunos elementos que limitan la mineralización de la materia orgánica (Muñoz y Wieckzorek. La falta de correlación entre el contenido de materia orgánica del suelo y el nitrógeno asimilable para las plantas en los suelos Andepts de Nariño. Por tanto. En suelos con contenidos entre 30 y 60 ppm de P se obtuvieron aumentos significativos con aplicaciones en 100 y 200 kg/ha de P2O5. las mayores respuestas se han encontrado con la adición de 400 kg/ha de P2O5. De acuerdo con el análisis foliar. el estado nutricional más equilibrado se ha logrado con las dosis de 100 a 150 kilos por hectárea de nitrógeno. esta característica no puede utilizarse como un criterio de disponibilidad de nitrógeno en suelos de clima frío.O.

1977).F.S.18 17 16 15 14 13 12 11 10 9 8 7 6 5 4 3 2 1 0 0 28 35 42 49 56 63 70 77 84 91 98 105 112 119 126 133 140 147 154 161 168 175 Parda pastusa ICA Nariño Criolla M. Producción total de materia seca de tres variedades de papa (López y Alvarado. ton/ha Días después de la germinación FIGURA 4. 8 Parda pastusa ICA Nariño Criolla 7 6 I.A.T. 1977). 15 . 5 4 3 2 1 0 0 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 Semanas después de la siembra FIGURA 5. Índice de área foliar IAF de tres variedades de papa a partir de la siembra (López y Alvarado.

96 15.30 0. la producción en otros fué deprimente.56 5. con 6. Esta respuesta está relacionada con los contenidos medios a altos de potasio en estos suelos.En la Figura 6 se muestran las respuestas a la fertilización con fósforo en presencia de 100 kg/ha de nitrógeno.68 5. Túquerres 40.46 17.36 4.5 ppm.94 4. las respuestas a la fertilización con potasio no son muy consistentes.48 7. Muñoz y Wieckzoreck concluyeron que la relación más adecuada de N.60 Criolla 1. en suelos con diferentes contenidos de P. en Guaitarilla.7.28 2. cuando se agregó cal y se incrementaron las dosis de K2O hasta 300 kg/ha. se obtuvo respuestas positivas.72 9.6 me de K/100 g.24 18.80 17.50 8.80 14. mientras que en unos suelos aumentó ligeramente.16 8. 1989 En Nariño.20 6.80 2.60 ICA-Nariño 2.14 2.68 2. Sin embargo.* Gramos/planta Parda Pastusa 3. Crecimiento de raíces y estolones tomado con base en la producción de materia seca por planta. con un contenido de 0.44 17.02 15.82 6. fue de 1:2:3.86 6.44 22. 16 . Aldana 26.32 11. en tres variedades de papa.12 9.80 14.40 12.16 Días después de la siembra 35 42 49 56 63 70 77 84 91 98 105 122 * Alvarado.5 y Pupiales con 17.18 4. TABLA 2.56 1.42 12. P2O5 y K2O.80 9. en los fertilizantes para papa. El fósforo se aplicó con 100 kg/ha de N y K2O.10 80. en suelos ácidos de Santander.

Pantoja (1993) encontró 17 .000 a 2. 4. las recomendaciones de un fertilizante completo rico en fósforo serían: mínima 750 a 1.250 a 1.6 + 0. Pantoja. se han obtenido producciones hasta de 55 toneladas por hectárea de papa.250 kg/ha y máxima de 1.062P 0 0 50 P (kg/ha) 100 150 FIGURA 6.000 kg/ha. 1990).040P Túquerres Pupiales 10 Y = 6. o sea que es necesario tener en cuenta el costo del fertilizante y el valor del producto en el mercado. de acuerdo con estos factores y con el riesgo agronómico y económico que implica la fertilización.3 Dosis de fertilizantes compuestos Son varios los estudios que se han realizado sobre fertilización de papa en Nariño. En suelos altamente productivos.0. Respuesta de la papa ICA Nariño al fósforo (García.500 kg/ha. mediante la utilización de fertilizantes compuestos 13-26-6 y 10-30-10. el mayor o menor requrimiento de fertilizante depende del potencial productivo del suelo.0. Dentro de este rango. Correa y colaboradores (1989) consideran que un buen indicativo del potencial de producción del suelo puede ser la profundidad de la capa arable y la capacidad de retención de humedad. en dosis comprendidas entre 1.001P2 Aldana 20 Y = 11.000 kg/ha de fertilizante compuesto alto en fósforo.120P .373P . media de 1.50 Guaitarilla Y = 22. desde el punto de vista económico.000 kg/ha.44 + 0. sin problemas de deficiencia de agua.000 a 1. Bajo estas condiciones y con prácticas adecuadas de cultivo. la mayor fertilización corresponde a los suelos de mayor potencial.8 + 0.89 + 0.001P2 Rendimiento en ton/ha 40 30 Y = 24. los agricultores que esten en capacidad económica de asumir riesgos por posibles descensos de los precios de la papa. pueden hacer aplicaciones superiores a 2.

en la cual el mejor resultado se obtuvo con la aplicación de la mitad de la dosis de fertilizante en el momento de la siembra y la otra mitad 40 días. Las variedades precoces forman los estolones más rápidamente que las tardías. se encontró que.* Dosis de N kg/ha 100 a 150 P aprovechable Bray II (ppm) < 20 20 . Recomendaciones de fertilizantes en el cultivo de papa. TABLA 3. en dos sitios localizados a 2. De acuerdo con los análisis de suelos. “ICA-Guamuéz” y “Parda pastusa”.respuestas positivas y económicas con aplicaciones hasta tres toneladas por hectárea de fertilizante 13-26-6.200 K cambiable me/100 g < 0. Nariño.40 > 40 Dosis de P2O5 kg/ha 300 . no se obtuvo diferencia estadística significativa entre las épocas de aplicación del fertilizante. En otros dos sitios. se indican en la Tabla 3.30 0. con variedades de diferente período vegetativo. en un estudio sobre dosis y fraccionamiento del fertilizante 1326-6.30 . con baja precipitación y textura franco arenosa. no incrementó las producciones. con la aplicación de todo el fertilizante en el momento de la siembra. en el cultivo de papa del departamento de Nariño.300 100 .60 > 0. las recomendaciones de fertilizantes. en varias veredas del municipio de Potosí.50 * ICA. en las variedades precoces como la “ICA-Nariño” y “criolla”.400 200 . se han realizado varios estudios sobre épocas de aplicación. García y Obando (1994). Sección Recusrsos Naturales (1992). o 75% en la siembra y 25% a los 60 días.0. Quinta aproximación (1992). en el departamento de Nariño con base en análisis de suelos. se deben.4 Fraccionamiento de la fertilización Para buscar mayor eficiencia de los fertilizantes en el cultivo de papa. las producciones fueron estadísticamente superiores con respecto a cualquier nivel de fraccionamiento. a la diferencia de tiempo de la formación de los estolones y a la duración del período de vida.75 25 .60 Dosis de K2O kg/ha 75 . principalmente. Se ha encontrado que el fraccionamiento de los fertilizantes aumenta la producción en algunas variedades tardías como en la “toquerreña”. En la vereda “Igüez”.100 50 . a 2. El fraccionamiento del abonamiento.900 msnm en la vereda 18 . la conveniencia de aplicar el 100% del fertilizante en el momento de la siembra. encontraron una gran influencia del contenido de arenas y de la precipitación sobre la respuesta de la papa al fraccionamiento del abonamiento.750 msnm. En las variedades tardías. 4. Las respuestas de las diferentes variedades a las épocas de aplicación. se encontró igualmente. En otros cuatro sitios experimentales.

3 24.0 27.0 26.4 16.8 43.3 19.8 26.2 37. y con una precipitación durante el cultivo de 350 mm.2 30.0 19.1 19. con relación a los dos sitios anteriores.4 42. a 3.1 29. se obtuvieron las mayores producciones con el fraccionamiento de fertilizante (Tablas 4 y 5).1 17.0 15. y con mayor proporción de arenas en el suelo.Yamuesquer. Por efecto de la labranza.7 39.3 24. En la vereda Cuaspud.3 27.0 28.5 16. entre otros: 19 .3 13. las arenas se mezclan en la capa arable.6 27.* Dosis kg/ha N 65 65 65 130 130 130 195 195 195 162 162 P2O5 130 130 130 260 260 260 390 390 390 325 325 K2O 30 30 30 60 60 60 90 90 90 75 75 Fraccionamiento del fertilizante Siembra Todo 1/3 1/2 Todo 1/3 1/2 Todo 1/3 1/2 1/2 Todo Emergencia 2/3 1/2 2/3 1/2 2/3 1/2 1/2 Sitio 1 Igüez 24. con una mayor proporción de arenas en el suelo.3 26.5 23. De acuerdo con Guerrero (1988). TABLA 4.3 25.150 msnm. tampoco hubo diferencias entre los fraccionamientos y la aplicación de todo el fertilizante en la siembra.5 30. el efecto de las épocas de aplicación y del fraccionamiento del fertilizante depende de varios factores. Dosis y épocas de aplicación de fertilizantes en papa bajo el sistema de siembra en melgas.7 16.2 40.3 30.5 18.4 Promedio ton/ha 21.5 14. y la profundidad del horizonte A disminuye a medida que aumenta la altura sobre el nivel del mar.9 19.1 39.3 32.3 Sitio 3 Yamuesquer 25.2 19.8 25. con una precipitación pluvial durante el ciclo de vida del cultivo de 790 mm.0 * Tomado de Garcí a y Obando (1990).3 Rendimiento ton/ha Sitio 2 Igüez 2 15. Es importante considerar que en el municipio de Potosí se encuentra un horizonte subsuperficial de arenas volcánicas.2 24.3 38.8 18.7 29.

El comportamiento de la variedad “ICA-Nariño”.2 Promedio ton/ha 17. .5 Las densidades de población y la fertilización El efecto de las densidades de población sobre las producciones por unidad de área está influenciado por la variedad y el régimen de humedad durante el cultivo.0 24.3 21. en el municipio de Pasto.5 13. en dos sitios experimentales.9 22.9 16. en Nariño.3 19. .TABLA 5. bajo condiciones de humedad adecuada. .4 25.5 23.5 17.9 24.3 18.2 25.4 28.7 28. la producción estuvo en función del número de tallos por metro cuadrado (Tabla 6).Fuentes de fertilización.8 24. Pantoja (1993).1 Yamuesquer 20. .5 19.7 16.6 26.* Dosis kg/ha N 65 65 65 130 130 130 195 195 195 162 162 P2O5 130 130 130 260 260 260 390 390 390 325 325 K2O 30 30 30 60 60 60 90 90 90 75 75 Fraccionamiento del fertilizante Siembra Todo 1/3 1/2 Todo 1/3 1/2 Todo 1/3 1/2 1/2 Todo Emergencia 2/3 1/2 2/3 1/2 2/3 1/2 1/2 Rendimiento ton/ha Cuaspud 13.6 22.5 23. o más) exige mayores dosis de fertilizante que un cultivo con menor densidad. Con la variedad “Parda Pastusa”.4 27.Régimen de precipitación pluvial.5 22.0 25. período de vida y distribución de estolones y raíces.Variedad. La alta densidad de población (18 tallos/m2. mediante la combinación factorial de 20 . Dosis y épocas de aplicación de fertilizantes en papa bajo el sistema de siembra en guachado.1 24.6 21. fué diferente.1 15.5 21.5 16.0 16.1 * Tomado de Garcí a y Obando (1990). 4.Características del suelo.8 19.

hasta con 3 toneladas por hectárea. con capa arable mezclada con el horizonte arenoso subyacente del horizonte superficial. B: 0.000.120. 2. en suelos con contenidos de 0. encontró efectos independientes de los dos efectos principales (Tabla 7). 3.0 3.: 24%. supone respuesta positiva. De esta manera el rendimiento más alto se obtuvo con el tratamiento 6.3 ppm. tanto a magnesio como a azufre y boro.000.60 niveles de fertilizante 13-26-6 de 1. con los niveles de semilla 70. magnesio y azufre. con un incremento del 44% sobre el tratamiento sin estos fertilizantes (Tabla 8). En un suelo de Nariño se instaló un experimento con los tratamientos que se indican en la Tabla 8. cantidad ligeramente inferior a la que utiliza el agricultor.0 11. Este resultado. RESPUESTA A LA APLICACIÓN DE ELEMENTOS SECUNDARIOS Y MENORES El diagnóstico sobre las características químicas de los suelos de Nariño indica que son predominantemente deficientes en boro. fue adecuada la utilización de 120 g. P: 21 ppm.58 me. en suelos de Cundinamarca. de acuerdo con el peso y diámetro de la semilla de papa. Al: 2 me. El análisis mostró: pH: 4. La textura muy arenosa. lo cual limita la producción y la calidad industrial de la papa (García y Viveros. la papa respondió económicamente a la aplicación de fertilizante compuesto 13-26-6.5 ppm (extraído 21 . K: 0.130 60 .000 y 4.6 2. En estudios realizados por Lora (1978). Número promedio de tallos principales.0 7. El análisis de varianza mostró significancia estadística para la interacción boro x sulfato de magnesio en la producción de papa. 140 y 180 g por sitio.44 Por planta 6.8 Peso en g 60 .000 kg/ha. se encontró respuesta de la papa a la aplicación de boro. 5.1 ppm y Cu: 0.* Semilla Tamaño Gruesa Mediana Delgada * Alvarado y Méndez (1981).6 Por m2 18. Nú ero promedio de tallos principales m Diámetro en mm 65 .9.90 45 . 100. con 2 kg de B y 250 kg de sulfato de magnesio. En suelos altamente productivos. zinc.O. como los de estos dos sitios experimentales. Mg: O. En cuanto a la cantidad de semilla por sitio.64 30 . o con uno mediano más un delgado.2 me.8 ppm.80 40 . Zn: 1.67 me.TABLA 6. 1994). Ca: 2. los que se pueden obtener con dos a tres tubérculos delgados. M.

Fertilización de la papa con boro. Producción de papa por efecto del fertilizante 13-26-6 y las diferentes cantidades de semilla por sitio.711 43. zinc y sulfato de magnesio.* Fertilizante 13-26-6 kg/ha 1.991 47.00 0.861 24.00 0.803 24.107 42.679 20.33 5.TABLA 7.000 Producción kg/ha 33.33 0.00 5.804 24.66 8.121 17.000 3. Producción kg/ha 37. Nariño (1993).300 25.980 Semilla g/sitio 70 100 120 140 180 * Pantoja (1993).416 TABLA 8.00 5.866 22 .000 2.220 27.883 44.882 40. municipio de Túquerres.265 46.944 40.374 21.594 30.66 2. Tratamiento 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 B 0 2 0 2 0 2 0 2 1 3 1 1 Zn 0.33 2.33 5. en un suelo de la vereda "El Espino".915 27.00 2.297 28.66 MgSO4 0 0 0 0 250 250 250 250 125 125 125 375 Producción 21.000 4.

500 kg/ha de fertilizante compuesto han dado pobres resultados hasta tanto no se adicionan 10 ton/ha de gallinaza. En algunos casos se han obtenido muy buenos resutados. Igualmente. Con la aplicación de 6 a 9 ton/ha de estiércol vacuno.con agua caliente) o menores. dosis hasta de 1. Este comportamiento corrobora el conocido fenómeno de la dependencia de la disponibilidad del boro al régimen de humedad del suelo. en el mismo suelo. 6. con la aplicación de 5 ton/ha se incrementó la producción de 17 con NPK y cal a 25 ton/ha. confirman la respuesta positiva de la papa a la aplicación de boro en suelos deficientes. dependiendo de la variedad. por otra parte. se logró triplicar la producción de cebada con la aplicación de este nutriente al suelo. donde es claro que se obtuvieron producciones similares con 2 ton/ha de 13-26-6. Cundinamarca. incrementó la eficacia del fertilizante químico 13-26-6. Las respuestas fueron de gran magnitud. y a boro en el pasto aubade. RESPUESTA DE LA PAPA A LA APLICACIÓN DE ABONOS ORGÁNICOS La aplicación de materia orgánica.80 ppm y tendió a ser negativa en un suelo con un contenido de boro de 1. pero el efecto dependió acentuadamente del régimen de lluvias durante el cultivo. como los reportados por Merchancano (1984). en otros cultivos. Sin embargo. en tres variedades estudiadas. que con 666 kg/ha del mismo fertilizante más 10 ton/ha de estiércol vacuno. como se muestra en la Tabla 9. fueron muy positivos los resultados obtenidos en un experimento realizado en Nariño. Así. debido seguramente a que la deficiencia muy acentuada de boro incidió en las fases de desarrollo antes de que la superficie foliar permitiera captar el abono foliar. la aplicación vía foliar no causó ningún efecto. En el oriente antioqueño. Otros estudios realizados en Cundinamarca. las respuestas positivas obtenidas en el primer semestre. En Usme. En el departamento de Nariño se han obtenido buenos incrementos. sin embargo. Así. con la aplicación de elementos menores y secundarios. se tornaron negativas en el segundo. 23 .0 kg de B/ha logró incrementos de rendimientos comprendidos entre 5 y 10 toneladas de tubérculos por hectárea. la aplicación de este material se ha constituído en una práctica rutinaria en el cultivo de papa en esta región. Las respuestas a la aplicación de estiércol vacuno no son consistentes.50 ppm. en un suelo del altiplano de Pasto. por la gran influencia de los ciclos de secamiento y rehumedecimiento a que esta sometido el suelo. específicamente como gallinaza. Avella y Gerenas (1984) encontraron que. la aplicación al suelo de 1. pues los incrementos llegaron hasta niveles de 15 a 25 toneladas por hectárea. en un suelo muy deficiente en boro. el abonamiento orgánico mejoró el efecto residual del fertilizante. Por esta razón. ha dado buenos resultados en andisoles. es conveniente mencionar que los estudios preliminares efectuados por Guerrero (1997) indican la tendencia a la presentación de la “roña” (Spongospora subterránea) en suelos con alto contenido de materia orgánica. La respuesta no se presentó cuando el suelo contenía 0. En trigo se encontró respuesta positiva a la aplicación de boro y zinc.

077 30.579 25.943 28.489 Estiércol Producción En otros dos sitios experimentales.TABLA 9.333 1.388 30.000 0 5. Fertilizante 13-26-6 Tratamiento kg/ha 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 0 0 0 666 666 666 1. 7.000 0 5.000 10. al igual que de metales pesados (Guerrero. Para dar recomendaciones sobre utilización de abonos orgánicos es conveniente disponer de los análisis químicos del material por utilizar. así como con los altos contenidos de K. lo cual puede estar relacionado con un pH alcalino de este material. uno con suelo arenoso y bajo en materia orgánica y otro franco arenoso con 6% de M. no se encontró ningún efecto del estiércol.000 31. con el fin de conocer sus características favorables o desfavorables.177 32.000 10. se están añadiendo cantidades grandes de sales y sodio. manejado en dosis altas.000 18.000 0 5.O. los cuales pueden ser deprimentes cuando se aplican en dosis superiores a 150 kg/ha de K2O.333 1.000 10.292 30. 24 . Información personal).561 32. Al respecto se considera importante tomar en cuenta que con el estiércol vacuno.099 23.000 0 5.000 2.000 10. Ipiales (1993). RESPUESTA A LA APLICACIÓN DE ROCAS FOSFÓRICAS En Colombia se importa aproximadamente el 90% del fósforo utilizado en la fabricación de los fertilizantes compuestos.000 2..954 31. El incremento de los precios internacionales del fósforo. 1997.333 2. Efecto de la aplicación del fertilizante 13-26-6 y del estiércol vacuno en el cultivo de papa en Nariño.664 25.

1 Factores relacionados con el comportamiento agronómico de las rocas fosfóricas Los procesos físicos. acidulación parcial de las rocas. con un clima frío o muy frío. en cantidad suficiente para aportar este elemento en las etapas de mayor exigencia de las plantas. 25 . de tal manera que la eficiencia del fósforo de estas rocas se hace similar al proveniente del superfosfato triple a iguales dosis de nutrimento. alteración de las rocas mediante tratamientos térmicos. químicos y biológicos de dilución de las rocas fosfóricas en el suelo son reacciones que necesitan de cierto nivel de calor para que se aceleren. tales como la utilización de roca fosfórica Huila finamente molida. Los suelos cultivados con papa en Nariño no presentan valores muy bajos de fósforo. por las altas fertilizaciones a que han sido sometidos. entre 1981 y 1986. En todos los casos. empleo de microorganismos y diferentes métodos de aplicación del fósforo al suelo. las fuentes convencionales. Al utilizar las rocas fosfóricas Huila y Pesca. yeso. como azufre. Un factor muy importante en la disolución de las rocas es el pH ácido. en cambio valores ligeramente altos la impiden. mezclas de rocas fosfóricas con productos formadores de ácido. aciduladas al 50% con ácido sulfúrico.0. las mejores respuestas de la papa se presentaron con la aplicación de los fertilizantes solubles tradicionales. la cual es baja en el caso de las rocas fosfóricas colombianas. por tanto esta característica tampoco es favorable en esta región del país. úrea. la fracción de fósforo insoluble inicia en el suelo un proceso de disolución que permite suministrar este nutrimento al cultivo en etapas posteriores.2 Respuesta de la papa a la aplicación de rocas fosfóricas en el departamento de Nariño En investigaciones realizadas por el ICA y el IFDC. En la zona papera de Nariño. Otro factor importante es la reactividad. posiblemente. se obtuvieron rendimientos similares a los obtenidos con el superfosfato triple. sulfato de amonio y gallinaza. 7. se probaron diferentes métodos que procuraban mejorar la eficiencia de las rocas fosfóricas en papa. mezclas de rocas fosfóricas con sustancias formadoras de ácido.ha impulsado a muchos países a incrementar la exploración de nuevos depósitos en sus territorios y a investigar sobre el uso más eficiente de esas fuentes para reemplazar. Con el fin de aumentar la solubilidad del fósforo y mejorar la eficiencia de las rocas fosfóricas. estas reacciones se ven muy limitadas. al menos parcialmente. a partir de la siembra y. Un alto porcentaje de los suelos de la zona andina de Nariño tienen pH por encima de 5. mezclas de rocas fosfóricas con fuentes solubles de fósforo. 7. en la investigación se han considerado varios métodos: disminución del tamaño de las partículas. Bajos niveles de fósforo y calcio solubles en el suelo catalizan la disolución de la roca. Al acidular estas rocas se produce fósforo asimilable para la papa.

Utilización de rocas fosfóricas en el cultivo de papa en el departamento de Nariño. GUERRERO. PANTOJA. GARCÍA. B. Pasto. __________. Instituto Colombiano Agropecuario. Revista ICA 28(4):313-322.. L. Bogotá.. 1979. G. C. __________. Informe de Progreso. departamento de Nariño. R. B. Instituto Colombiano Agropecuario. Descripción de las principales variedades de papa cultivadas en Nariño. LORA. seminario de la Sociedad Colombiana de Control de Malezas y Fisiología Vegetal. 1996. Acumulación de materia seca y de varios nutrimentos en tres variedades de papa cultivadas en la serie Mosquera del Centro Experimental Tibaitatá. OBANDO. Densidades de población y dosis de fertilización en papa (Solanum tuberosum L. 1993. Instituto Colombiano Agropecuario. 222. Revista de Ciencias Agrícolas 12(1):32-45. 26 . Informe anual de sanidad vegetal. sp. GARCÍA. Bogotá. GARCÍA. Pasto. p. Monómeros Colombo Venezolanos. O. Instituto Colombiano Agropecuario. VIVEROS. O. Tuberización de tres variedades de papa. F. 1990. M. Fertilidad general de los suelos del departamento de Nariño. Pasto. 1944. GRANDET. Informe de Progreso. Barranquilla. LÓPEZ JURADO..BIBLIOGRAFÍA CITADA ALVARADO. B. p. B. Instituto Colombiano Agropecuario. G. F. ALVARADO. 1994. 1978. 1994. Fertilización del cultivo de la papa en sistema de producción en fincas.98-103 En Programa Nacional de Suelos. Revista COMALFI (Colombia) 3(12):10-25. 1992. Revista de Ciencias Agrícolas 12(1):21-31. Boletín técnico no. GARCÍA. Fertilización de la papa en suelos del departamento de Norte de Santander. Pasto (sin publicar).84-90 En: Programa Nacional de Suelos. Disponibilidad de elementos menores en suelos del departamento de Nariño.. Fertilización y manejo de suelos en el cultivo de papa en el departamento de Nariño. 1976. L. Instituto Colombiano Agropecuario. Fertilización del cultivo de la papa. GUERRERO. 1976. BLANCO. 1988. R. Resumen del 8o.. L. Serie de divulgación técnica.).

1993. 1985. 425p. Evaluación de fuentes y dosis de fósforo en la producción de papa en suelos del departamento de Nariño.. p. L. Fertilización de la papa en andisoles del departamento de Nariño. 1989. 1986. Fertilización de la papa con diferentes cantidades de semilla. LÓPEZ JURADO.. Tesis Ing. C. R. Bogotá.. Zonificación agroecológica de Colombia. Fertilidad de suelos. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. Pasto. Análisis de crecimiento de tres variedades de papa de diferente ciclo de vida.. Quinta aproximación. Bogotá. 1977. (Sin publicar). 1980. Suelos Ecuatoriales (Colombia) 12(1):221-225. El uso de rocas fosfóricas en suelos del trópico americano. 1977. GÓMEZ. Cuarta aproximación. 25.. __________ 1992. Ipiales. Diagnóstico tecnológico de las especies prioritarias agrícolas y pecuarias en el CRECED Altiplano de Nariño. A. C. 214p. Efectos de la aplicación de estiércol y NP-K en la producción de papa (Solanum tuberosum L. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. (mecanografiado).. D. ALVARADO. Instituto Colombiano Agropecuario. MUÑOZ.. Colombia. QUIROZ. Datos secundarios y resumen de la encuesta exploratoria en producción y poscosecha de los municipios de Potosí. Las recomendaciones de fertilizantes. Bogotá. Revista COMALFI (Colombia) 4(4):209225. Diagnóstico microregional del CRECED Frontera Sur.14-28 En: Curso de suelos y fertilizantes. et al. CORREA. Pasto. 27 . Fancisco (ed) Fertilidad de Suelos. F. Facultad de Ciencias Agrícolas. 1987. R. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. Diagnóstico y Control. 156p.359398 En: Mojica. G. Córdoba y Puerres. A. J. MENDEZ. diagnóstico y control. Universidad de Nariño. H. Fertilización en diversos cultivos. LEÓN. p225-268 En: Silva. Recomendaciones técnicas para las especies agrícolas y pecuarias prioritarias en el área del CRECED altiplano de Nariño. 1980. Pasto. __________ 1989. 1984. L. __________ 1989. WIECZORECK. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. LEÓN. C.) y en algunas propiedades físicas.__________. A. químicas y biológicas de un suelo del altiplano de Pasto.. R. Francisco (ed) . p.. PANTOJA. INSTITUTO GEOGRÁFICO AGUSTIN CODAZZI. 108p. 150p. PANTOJA. Pasto. MERCHANCANO. ICA. Ipiales. Bogotá. Agr. Manual de asistencia técnica no. fundamentos y aplicaciones. L.

Toro. * Ingeniero Agrónomo. Toro. sobre un subsuelo pardo amarillento. originaron una porosidad total alta. En estos horizontes se limita el desarrollo de las raíces de las plantas. de moderadamente estables a estables.* 1. Muñoz. con una buena distribución de macro y microporos que les permite una adecuada retención de agua disponible y una buena relación agua-aire. CARACTERÍSTICAS DE LOS SUELOS 1. la mayor parte de los suelos tienen un horizonte B. Muñoz. estructura. el primer horizonte tiene agregados medianos a gruesos. los cuales tienen en común un primer horizonte (H-A) alto en materia orgánica. con baja resistencia al efecto cortante de las herramientas. 1985). alto contenido de materia orgánica y baja densidad aparente. franco arcillo limosas y franco limosas. Sin embargo. M. Las características de textura.1 Propiedades físicas La región de Antioquia tiene suelos planos y ondulados. Los demás horizontes son bajos en materia orgánica. Humitropept y Dystropept (Muñoz.FERTILIZACIÓN DE LA PAPA EN ANTIOQUIA Rodrigo Muñoz A. los suelos de más amplia dispersión son los Dystrandept. Sc. En general. fáciles de desmenuzar. En esta zona. 1985. en consecuencia. lo cual indica un mal drenaje interno. y con poca mecanización se prepara una capa adecuada para la siembra de la semilla (Cortés. Placandept. 1979). 1985. La estructura de este primer horizonte es granular y de migajón. menor de 50 centímentros de profundidad. y/o un horizonte C. 1982. Son suelos friables. En el horizonte A predominan las texturas medias: francas. de color amarillento a rojizo amarillento (Cortés. en colinas bajas de montaña o ladera. 1982. esta limitante física determina una profundidad efectiva superficial. 28 . con alto contenido de moteados. los demás horizontes presentan bloques y prismas sobre capas sin estructura. 1979). apropiada para el desarrollo del sistema radical de las plantas.

1. 1959) necesitó altas dosificaciones de enmiendas. 1985. Toro. según Munévar y Wollum (1983). (Correa. parecen estimularla pero. 1983. ya que presentan bajos contenidos de nutrimentos y desbalances nutricionales (Muñoz. Tschinkel. 1985. mediante aplicaciones de 12 o más ton/ha de las enmiendas cálcicas (CaCO3). 1972. es positiva. hasta 60 toneladas por hectárea de cal agrícola. ya que se economiza más del cincuenta por ciento de la cal. y Wollum. 1973. de extremadamente ácido hasta la neutralidad. Los suelos de montaña o ladera. este aumento en la mineralización se debe a la materia orgánica agregada y no a la nativa del suelo. generando menos de 100 kilogramos de N asimilable por hectárea (De Benavides. En estas tierras. corroboró esta afirmación cuando. Tschinkel. puede llegar a representar hasta el 60 por ciento de las bases intercambiables (León. con una capacidad productiva baja (Muñoz. Muñoz (1985).0 me/100 ml. fríjol o papa. pero con baja mineralización (menos de 0. Munévar. o dolomíticas (CaCO3 y MgCO3). Gualdrón y Herrón. Ospina. Ospina. especialmente de fósforo y calcio.05%). 1979). principalmente.Este fenómeno es común en los suelos planos aluviales. 1967). en un experimento durante cuatro años. El horizonte A es alto en materia orgánica (Tabla 1). 1983. Rodríguez. 1972. Muñoz. Esta acidez tiende a aumentar con la profundidad del suelo. óxido de calcio. En estas laderas es frecuente que afloren los horizontes B o C. lo cual explica por qué su pH. 1979. con aplicaciones localizadas de cal en cultivos de maíz. pero con menos de dos toneladas de cal dolomítica. en los cultivos que lo permitan. 29 .3 a 0. 1985. los contenidos de Al. 1977).5) (Tabla1). En estudios más recientes. el Mg se incrementó de 0.6-5. Las tierras en mención tienen una alta capacidad buffer que depende de su contenido de materia orgánica y materiales amorfos de tipo alofánico. la baja temperatura de la zona. 1985). en cambio la aplicación de fuentes de carbono de alta energía. 1967. y los desbalances nutricionales (De Benavides. citado por Muñoz (1985). Su reacción o pH varía entre muy fuertemente ácido y moderadamente ácido (pH 4. 1977). Munévar. No obstante. que forman complejos muy estables con el humus.5 hasta 6. neutralizando simultáneamente al Al intercambiable.8 me/100 ml. obtuvo resultados similares. el encalamiento estimula muy poco o nada la mineralización. Cuando se usó cal dolomítica. 1973. 1979). Muñoz. han perdido gran parte de su horizonte A.0. dedicados a la agricultura tradicional. Toro. El Al intercambiable generalmente es menor de 3. la deficiencia de nutrimentos. entre otros. La estrategia de aplicar la cal en forma localizada al momento de la siembra. 1974. los minerales amorfos alofánicos. consiguió variar el pH desde 4. en comparación con la aplicación al voleo cubriendo todo el terreno.2 Propiedades químicas Las tierras de clima frío en Antioquia son de baja fertilidad. la baja reacción del suelo. como la glucosa. En este comportamiento intervienen. surquillos y surcos. terrazas y colinas bajas del Oriente Antioqueño (Luna. en cada una de sus siembras. y Wollum. o hidróxido de calcio. 1970. debido a la fuerte erosión de tipo laminar. e incrementando el contenido de Ca desde 2 hasta 3 me/100 ml.

altos rendimientos de maíz se obtienen con 75-100 kilogramos de N por hectárea. 1985). entre 0.20 40 .TABLA 1. Por ejemplo.0. en las tierras del clima frío Antioqueño.000 ppm).60 3. debido a que gran parte de éste era P-orgánico.1 . ésta contribuye en forma notoria en la CIC (Muñoz. pero con un bajo contenido de P disponible. En cambio. un alto contenido de P total (más de 1. fósforo y azufre inorgánicos.0 < 1.1 .0 < 0.60 10 .6.6.3.4 y 1.30 Medio (M) 5. dependiendo del cultivo.61 Bajo 68 12 16 2 87 17 60 68 Medio 30 58 52 46 10 65 35 25 Alto 2 30 32 52 3 18 5 7 Característica Bajo (B) pH Al (me/100 ml) % sat Al M. La fijación de fosfatos en Andisoles de la zona central de Antioquia ha sido confirmada por León (1967).1 > 0. Resultados similares a los mencionados en esta región han sido obtenidos por Gualdrón y Herrón (1979) y por De Benavides (1972). Otra propiedad importante en los suelos de la zona fría de Antioquia es la alta capacidad de cambio aniónico y de fijación de fosfatos (Gualdrón y Herrón. en la parte química.6 partes por millón. y de fríjol con 30-60 kilogramos de N por hectárea (Muñoz. 1985). Fertilidad promedio en suelos de 150 fincas productoras de papa en Antioquia.5 < 3. De acuerdo con León (1967).5 3.6 . Ospina. 1979.6.0 0.0 1. Munévar.6 > 6. Categorías % de muestras analizadas Alto (A) > 6. (%) P (ppm) Bray II Ca (me/100 ml) Mg (me/100 ml) K (me/100 ml) < 5. Munévar (1978). 1978. Ospina (1974). las muestras de "La 30 . la materia orgánica desempeña un papel preponderante en las propiedades físicas. generando tierras bien estructuradas y estables. sin embargo. Gualdrón y Herrón (1979). También halló una estrecha correlación positiva entre el contenido de carbono y el P total.1 > 61 > 20 > 60 > 6.60 En resumen.0 31 . 1974). Tschinkel (1977) encontró en el primer horizonte de un Dystrandept de «Piedras Blancas» (Oriente Antioqueño).0 < 30 < 10 < 40 < 3. la materia orgánica aporta poco nitrógeno.1 > 3.1 . Estos suelos responden.31 . a la aplicación de diferentes cantidades de nitrógeno. Muñoz. 1985. O. en 12 suelos de varias regiones de Colombia.

1973.000 hectáreas de papa anualmente. en una evaluación de la fertilidad de los suelos tradicionalmente cultivados con papa en Antioquia. En los suelos considerados. a través de mecanismos de adsorción. Es frecuente que se encuentren intrusiones de rocas ultrabásicas serpentinizadas (Toro. 1985). donde la percolación de sales solubles es alta. por ello. La alta capacidad de fijación de fosfatos. 2.Selva" (Rionegro) fueron las que se destacaron de todas las demás.3 a 1. En consecuencia. 1979. El promedio de producción es 31 .0 me/100 ml de suelo (Tabla 1). por rocas tonalíticas de naturaleza ácida y subácida. solo logró extraer entre 15 y 22 ppm (Bray II). 1972. b)Condiciones físicas de alta porosidad total y abundancia de macroporos. la atribuyen Gualdrón y Herrón (1979) a los altos contenidos de alofana que. generalmente mayor del 70 por ciento. en gran parte. con menos de 40 ppm (Bray II) (Tabla 1). a saber: a) Bajos contenidos de estos cationes en el material parental. Luna. Muñoz (1985). feldespatos plagioclasa y ortoclasa. en muchas áreas. es frecuente encontrar en los cultivos síntomas de las deficiencias de Mg y K. encontró frecuencias altas (87%) de valores bajos de P aprovechable. lo común.0 me/100 ml de suelo (Tabla 1). menos de 0. de la retención de fosfatos. varios investigadores (De Benavides. de naturaleza ácida. En cambio. La roca madre de las zonas frías en Antioquia está integrada. 1979). como se sabe. es un mineral amorfo con altos contenidos de Al. debido a la lixiviación provocada por las cantidades altas de cal agrícola (CaCO3) utilizada comúnmente por los agricultores antes de la década del 80. es que estén recubiertas de cenizas volcánicas. encontró que el bajo contenido de las bases intercambiables Mg y K. en monocultivo. Muñoz (1979). En los suelos mencionados. el Al es el responsable. en estos suelos el contenido de Ca cambiable tiende a ser mayor de 3. hidrólisis o disociación. básicamente. Resultados similares obtuvo Munévar (1978). Toro. como granodioritas y cuarzodioritas del Batolito Antioqueño (Cortés. 1974) concuerdan en que gran parte del P total es P orgánico. por su alto valor de intercambio y por la fijación de fosfatos. Ospina. En los suelos de clima frío de Antioquia. Munévar y Wollum. 1970.1974). Estas rocas afloran en varias regiones pero. las bases intercambiables Mg y K presentan frecuencias altas (60 y 68%) de valores bajos. en donde. principalmente (Muñoz. en una revisión de literatura. RESPUESTA DE LA PAPA A LA FERTILIZACIÓN En la zona fría del departamento de Antioquia se cultivan alrededor de 14. en asociación con fríjol o arveja. se amplió la relación Ca-Mg y. c) Desplazamiento de las bases intercambiables (Mg y K) de la fracción arcillosa a la solución del suelo. o en relevo con maíz y fríjol voluble. 1979). precipitación. con aplicaciones de 800 ppm de P. en tanto la de Ca es poco frecuente. se puede atribuir a varios factores. como también bajos contenidos de minerales pesados ferromagnesianos. Según Ospina (1967. en Andisoles del Oriente Antioqueño. debido a que la mineralización de la materia orgánica es muy baja. 1983. Gualdrón y Herrón. y la amplia relación Ca/Mg. 1982.

0 11. entre otros (Tabla 1). K. debido. con deficiencias nutricionales y desbalances.0 12.2 12. para evaluar la respuesta a la fertilización con N. entre otras causas. TABLA 3. siempre resultaron en incrementos significativos del rendimiento de tubérculos (Tablas 2.5 8. Al inicar el experimento.5 11.* Tratamiento Rendimiento (ton/ha) Dosis de N (kg/ha) 0 40 80 100 6.5 12. Efecto del Nitrógeno en la producción de papa en un Andisol de Antioquia. alrededor de 10-12 toneladas por hectárea.* Dosis de fósforo P2O5 (kg/ha) 100 0 7.7 Dosis de nitrógeno N (kg/ha) 50 100 * Todos los tratamientos recibieron cantidades adecuadas de K. 2. 3 y 4) (Muñoz.8 9. Al iniciar el experimento. simultáneamente. utilización de suelos superficiales.bajo. el suelo contenía más de 29% de materia orgánica. 32 .5 * Los tratamientos recibieron cantidades adecuadas de P. pero son pobres en N asimilable. TABLA 2. el suelo contenía más de 20% de materia orgánica y menos de 10 ppm de P (Bray II).5 200 7. La dosis de N más efectiva estuvo entre 75 y 100 kg/ha. Respuesta de la papa al abonamiento nitrogenado y fosfórico en un Andisol de Antioquia. donde se cultiva la papa.1 Respuesta al nitrógeno y al abono orgánico Los suelos de clima frío en Antioquia.300 metros de altitud. a menos de 2. Los experimentos establecidos en toda el área papera del departamento. como siembra en áreas marginales bajas.0 300 8. Rendimiento en ton/ha. a la baja mineralización de la materia orgánica nativa del suelo. tienen un alto contenido de humus (Tabla 1). 1985). por diversas causas. cal y gallinaza. la deficiencia de P para obtener una mayor eficiencia del N aplicado (Tablas 3 y 4). cal y gallinaza.8 8.1 10. Los estudios con N también mostraron que era necesario corregir.

1985).8 14.TABLA 4. 6. 33 . Rendimientos en toneladas por hectárea. ya que se neutraliza parte de la acidez intercambiable.8 ppm de P-disponible.0 300 11.7. En los experimentos se utilizaron cantidades crecientes de gallinaza.0 10 20.0 Tratamientos Dosis de 10-30-10 (kg/ha) 0 500 1.0 24. aplicado sólo o en mezcla con fertilizantes químicos (N. y Wollum 1983. TABLA 5.5 9.6 20. Los diferentes resultados permiten concluir: a) El abono orgánico hace más eficiente la adición de nitrógeno y de fertilizantes químicos a base de N. dando beneficios en la producción de la papa y en el estado químico del suelo. El contenido de materia orgánica (%) promedio.2 y 27.0 21.* P2O5 (kg/ha) N (kg/ha) 0 0 45 90 135 6.7 14. en 4 localidades. en varios suelos de Antioquia.6 * Los suelos contenían más de 20% de materia orgánica y entre 4.0 14.* Dosis de gallinaza (ton/ha) 0 7.0 20. El abono orgánico (gallinaza) seco y bien puverizado. se alcanza a descomponer rápidamente.000 1. 14 y 16).0 18. se mejora el contenido de P aprovechable y el de Ca y K asimilables (Munévar.1 450 15. Lo anterior indica que ésta fuente.4 12.2 18. P y K). hasta llegar a 10 toneladas por hectárea. Muñoz.6 11.9 17.2 150 9.0 14.500 * Todos los tratamientos recibieron cantidades adecuadas de cal. 7. P y K. Respuesta de la papa al 10-30-10 con y sin gallinaza. Datos promedio de cinco localidades. dió excelentes resultados en la producción de papa (Tablas 5. 9. Respuesta de la papa al abonamiento nitrogenado y fosfórico en suelos de Antioquia.0 11.0 21. con alto contenido de carbono y de energía.5 8. fue de 23.0 12.

0 2.3 Fríjol (ton/ha) 0.0 5. siendo posible. en relevo con maíz y fríjol voluble. en el relevo con maíz y fríjol voluble. K y cal dolomítica. maíz y fríjol voluble en un Andisol del departamento de Antioquia. el maíz únicamente N. adecuada para obtener altos rendimientos en la papa.5 Fríjol 0 0 2.85 1. o en asociación con fríjol arbustivo. Los resultados (Tabla 7) mostraron: 34 . Respuesta promedio (3 años) a la gallinaza en los cultivos de relevo papa. las cantidades adecuadas de gallinaza están entre 2 y 5 toneladas por hectárea. las parcelas que habían recibido 10 ton/ha de gallinaza contenían 27. se encontró que una fertilización. el maíz recibió únicamente N. Al finalizar el ensayo.6 Rendimiento ton/ha Fríjol 0. la aplicación de cantidades altas de gallinaza (10 ton/ha). y en el fríjol voluble que se sembró 6-7 meses después de la papa (Tabla 6). En el relevo papa-maíz-fríjol voluble. K y cal dolomítica.5 Papa 12.* Tratamiento Gallinaza (ton/ha) 0 10. Los agricultores de la región acostumbran sembrar papa en rotación con pastos.790 0. en un Andisol del Oriente Antioqueño.837 1. P. P. TABLA 7. deja suficientes residuos para establecer pastos mejorados o avena con altos rendimientos.1 Rendimiento Maíz (ton/ha) 4.9 23.9 16.TABLA 6. en cada siembra.687 0.5 0 2.7 15.32 * La papa y el fríjol voluble recibieron cantidades adecuadas de N. o arveja. dejó suficientes residuos para obtener rendimientos altos en el maíz que se sembró 3-4 meses después.* Gallinaza ton/ha Papa 0 2.0 Papa (ton/ha) 20. o en relevo con maíz y fríjol voluble. 1985). a la papa. en estos casos.5% de materia orgánica.8% de materia orgánica.3 13. Al iniciar el experimento el suelo contenía 27. También se evaluó el efecto del fraccionamiento de 5 toneladas de gallinaza por hectárea en la producción de la papa. Respuesta promedio (4 años) a la gallinaza aplicada únicamente en la primera siembra de papa. La papa y el fríjol voluble recibieron cantidades adecuadas de N. En el caso de la rotación papa y gramíneas (Muñoz. a los cuatro años.100 * En el relevo. disminuir el N a cantidades entre 50 y 75 kg/ha. b)Para la papa.

7 * Todos los tratamientos recibieron N. a) Un alto incremento en la producción de papa.5 ton/ha. mejoró la producción del fríjol y quedaron residuos que beneficiaron el rendimiento de la papa que se sembró 5 meses después.0 ton/ha. por el efecto del abonamiento orgánico. Los resultados mostraron incrementos significativos en la producción de la papa. En otros experimentos se evaluó el efecto que tenía la aplicación de un fertilizante grado 10-30-10.0 13. produjo aumentos significativos en el rendimiento (Muñoz. aseguró un alto rendimiento en los dos cultivos (Tabla 7).5 ton/ha. en cantidades suficientes para obtener un alto rendimiento. para iniciar un nuevo ciclo y d)La aplicación de gallinaza (2. El suelo contení a 5. se estudió el efecto de la aplicación de un fertilizante comercial con y sin 10 toneladas de gallinaza (Tabla 5). en dosis de 500. en cantida35 . con solo 75 kg de N/ha. 1. cuando la papa había recibido N.0 y 2. benefició la producción de papa.6 ppm de P (Bay II) al iniciar el experimento. la aplicación de 10 toneladas por hectárea de gallinaza. en cantidades de 2. y aplicada únicamente al fríjol.2 16. Respuesta de la papa a la fertilización fosfórica (TSP) en un Andisol en Antioquia. con cada una de las dosis del fertilizante químico. en monocultivo. P.0 14.5 ton/ha).2 Respuesta al fósforo En la zona productora de papa del departamento de Antioquia. el maíz rindió más de 4.500 kg/ha con y sin 10 toneladas de gallinaza (Tabla 5). 1985). cuando se varió la cantidad del fertilizante comercial. cal y gallinaza. K.000 y 1. Los experimentos para evaluar la respuesta del cultivo a la fertilización fosfórica. En 5 experimentos de papa. K. b)La aplicación de una cantidad baja de gallinaza 2.* Tratamiento P2O5 (kg/ha) 0 150 300 450 Rendimiento de tubérculos (ton/ha) 5. cal dolomítica y gallinaza. el contenido de fósforo aprovechable (Bray II) es bajo (menos de 40 ppm) (Tabla 1). 2. con pocas excepciones. además. en cantidades adecuadas. pero no quedaron en el suelo suficientes residuos para mejorar el rendimiento del fríjol sembrado 7 meses después de la papa. En este último experimento. c) La gallinaza.TABLA 8. tanto a la papa como al fríjol voluble.

Las dosis de P2O5 por hectárea.0 24. En el caso de aplicación de P y N.800 2. TABLA 10. La papa y el fríjol voluble recibieron.0 Gallinaza (ton/ha) 5 24.200 y 2.TABLA 9.2 10 20.2 11. por hectárea.5 20.200 1.5 20. y de P en suelos encalados previamente.5 Rendimientos (ton/ha) Maíz 2.200 Papa 5. hasta llegar a 555 kilogramos de P2O5 por hectárea. las parcelas sin gallinaza contenían entre 20 y 53 ppm de P (Bray II). cantidades adecuadas de N. También se estudió el efecto de la aplicación de P y gallinaza. cuando se corregía simultáneamente.1 4. mostraron incrementos significativos en los rendimientos (Tablas 3.7 3. de P y N. des crecientes. en relevo con maíz y fríjol voluble.0 25. K2O y cal. 9. Respuesta de la papa a dosis de P2O5 y gallinaza en un Andisol de Antioquia (rendimiento en ton/ha). K2O.0 21. En los estudios de P y gallinaza.6 5. la deficiencia de P (Tablas 3 y 4). el suelo contenía 5. en un Andisol del Oriente Antioqueño. 10 y 11). Al finalizar el experimento (10 años). se notó que el abono orgánico aumentaba la eficiencia del P 36 .6 8. 4.200 kilogramos de P2O5. que determinaron un mayor incremento en los rendimientos de la papa estuvieron entre 300 y 450 kilogramos por hectárea.0 * Todos los tratamientos recibieron cantidades adecuadas de N. su contenido de P-disponible osciló entre 30 y 80 ppm.2 22. se observó que se aumentaba la eficiencia de la fertilización nitrogenada. en cada siembra.* Tratamientos P2O5 (kg/ha) 75 150 300 0 12.050 * Al iniciar el experimento.* Dosis de P2O5 (kg/ha) En cada siembra 0 45 150 300 450 555 En 4 siembras 0 180 600 1. al maíz se le aplicó únicamente N.0 24. en cada siembra.0 Fríjol 320 381 410 715 923 1.6 ppm de P (Bray II) y al finalizarlo las parcelas que recibieron entre 1.1 2.9 5. Respuesta promedio (4 años) al fósforo aplicado únicamente a la papa.0 22. en comparación con las que recibieron 5-10 toneladas de gallinaza por hectárea que contenían entre 75 y 163 ppm de P (Bray II). cal dolomítica y gallinaza.4 12.

Los suelos contení an menos de 10 ppm de P (Bray II). disminuyó significativamente la producción de papa.3 14. el contenido de P aprovechable en el suelo varió de 5. Igual a uno más semilla tratada con P 3. con 3 a 5 toneladas de cal. aplicando únicamente N y K20 y. 150.0 7. rebajaron los rendimientos. en presencia de las diferentes cantidades de P2O5.3 24. durante cuatro años.0 24. De otra parte. Los resultados de tres experimentos. 300. además. e inmersión de la semilla de la papa en la mezcla TSP-agua. 150. sin adición de P. en el fríjol. en una mezcla de superfosfato triple y agua al 3.0 16.5 9.0 20. únicamente a la papa.2 8. y en el suelo se redujo el P aprovechable (más de 10 ppm de P). K. Los resultados (Tabla 10) mostraron que aplicaciones entre 300 y 450 kilogramos de P2O5 por hectárea incrementaron significativamente la producción de papa. Una segunda alternativa consistió en hacer aplicaciones edáficas de P. se observó un aumento del P aprovechable en el suelo. En las parcelas que habían recibido más de 300 kg de P2O5. cal y gallinaza. en el sistema de relevo papamaíz-fríjol voluble. entre las parcelas que recibieron P sin gallinaza y P con gallinaza (5 a 10 ton/ha). inmersión de la semilla en P y P-foliar en Andisoles de Antioquia. cinco toneladas de gallinaza. La inmersión de la semilla de papa en 37 .000. más cuatro aspersiones foliares de P.TABLA 11. 300. Una tercera modalidad fue la de adicionar diferentes cantidades de P al suelo. En cambio. Otro estudio consistió en aplicar las dosis de 45.0% y 4. durante 24 horas. estas dosis de P2O5 dejaron en el suelo residuos suficientes para obtener altos rendimientos de maíz. únicamente con N. con una solución de ácido fosfórico concentrado y agua en una dilución al 1/1. El encalamiento previo. en Andisoles que contenían menos de 10 ppm de P (Bray II). K20 y gallinaza (Tabla 10). incrementaron significativamente la producción de papa (Tabla 9).5%. cada quince días.1 * Todos los tratamientos recibieron cantidades adecuadas de N.6 ppm (Bray II) a más de 30 ppm. Igual a dos más P-foliar 6.0 12.* Dosis de P2O5 (kg/ha) Tratamientos 0 150 300 450 Rendimiento (ton/ha) 1. En este sentido. mostraron incrementos altamente significativos en los rendimientos de tubérculos con la fertilización edáfica del P (Tabla 11). (Tabla 9). más inmersión de la semilla. en este estudio. y 450 kg de P2O5 por hectárea. diez toneladas por hectárea de este abono orgánico. en dosificaciones de 0.5 26. El experimento consistió en aplicaciones edáficas de P. Muñoz (1985) evaluó alternativas de fertilización con P en suelos del Oriente Antioqueño.0 22. P al suelo 2. Respuesta de la papa al fósforo aplicado al suelo. 450 y 555 kilogramos de P2O5 por hectárea.

TABLA 12.14 me de K/100 ml. la tendencia general de los suelos es a presentar bajos contenidos de K intercambiable (menos de 0.8 Rendimiento (ton/ha) Segundo semestre 5.9 Fríjol 0. en tanto que la fertilización foliar con P incrementó.3 9. en relevo con maíz y fríjol voluble. 38 . el maíz recibió únicamente N.640 1.2 3.0 15. Respuesta de la papa a la fertilización potásica en un Andisol de Antioquia. en cada siembra. los rendimientos de la papa en los distintos tratamientos (Tabla 11) (Muñoz. en todos los tratamientos que recibieron fósforo al suelo. Al finalizar el ensayo. P.9 15.* Dosis de Potasio (k2O) (kg/ha) En cada siembra 0 80 160 4 siembras 0 320 640 Papa 11. cal y gallinaza.3 Respuesta al potasio En la zona fría del departamento de Antioquia. TSP-agua incrementó ligeramente los rendimientos.7 8.6 14.3 me/100 ml) (Tabla 1). 2. el cual muestra TABLA 13. Al iniciar el experimento. en un Andisol del Oriente Antioqueño.6 9.14 me de K/100 ml.3 * Todos los tratamientos recibieron cantidades adecuadas de N.27 me de K/100 ml. el suelo contenía 0.7 15.* Tratamiento Dosis de K2O (kg/ha) 0 50 100 150 200 Primer semestre 10. las parcelas que recibieron 320 o más kg de K2O por hectárea contenían más de 0. Respuesta promedio (4 años) al potasio aplicado únicamente a la papa. El bajo nivel de K asimilable parece estar asociado con el material parental.0 14.0 Rendimientos (ton/ha) Maíz 4. en forma estadísticamente significativa. cal dolomítica y gallinaza.0 4.030 * La papa y el fríjol recibieron en cada siembra cantidades adecuadas de N. 1985).6 9. P.5 16.580 1. Al iniciar el experimento el suelo contení a 0.

6 3. Toro.000 Factor pH Rendimiento en toneladas por hectárea Rango 13.5.5.7 0.9 15. Al Ca Mg K * Todos los tratamientos recibieron 100 y 300 kg de N y P2O5/ha.5 . 13 y 14).1 Oscilación 4.7 .2 16.0 . entre otras causas (Luna.2 0.000 2.1. cal dolomítica y gallinaza.1 .000 2.000 2. La mayor eficiencia agronómica 39 . con N y P únicamente.2 18.2 20. o con bajos contenidos de K en su grado.000 Gallinaza 2. con la aplicación de cantidades altas de enmiendas cálcicas o dolomíticas.000 2. 1979. 1970.8 26.30.6. Muñoz.7 Promedio 5.000 1.32 escasos contenidos de minerales potásicos.4 21.6 0. para suelos con menos de 0.TABLA 14.6 .000 1.31.0. En los experimentos. 1979). et al.000 2.7 1.3 .1 4.1 .0 23.000 0 500 1.6 . con la lixiviación de sales solubles. Promedio 16.4 23.8 19.28.6 23.21.000 1. Los diferentes experimentos para evaluar la respuesta de la papa a la fertilización con K.30.4 24. Datos basados en 5 pruebas regionales. en suelos de Antioquia.000 1.27. la dosis de K2O estudiada varió entre 0 y 200 kilogramos por hectárea. y con la utilización de fertilizantes. Respuesta de la papa a la fertilización con K2O.3 me/100 ml (Tablas 12.29.0 17.000 0 1.3 .0 .7 . han mostrado incrementos altamente significativos en los rendimientos.5 0. en años anteriores.3 0 .26.* Kilogramos por hectárea K2O 0 30 60 90 60 60 60 60 Cal dolomítica 1.2 19.5 20.1 .7 me/100 ml Estado de la fertilidad del suelo en seis localidades dende se establecieron los experimentos. 1985.

0 5.6 Maíz Dolomita 4. en las tierras de clima frío. a pesar de conocerse que es muy frecuente. a la aplicación de 100 kilogramos de "Agrimins" por hectárea. 40 .90 1. El promedio del rendimiento en dos cosechas consecutivas.20 1. los contenidos bajos de manganeso.5 11.0 15.05 1.7 5.9 4.0 Caliza 0. 2. dos y tres kilogramos de boro por hectárea.15 1.1 5.4 16. Cuando se aplicó TABLA 15. También se notó que las aplicaciones de K2O iguales o superiores a 75 kg/ha.7 Papa Dolomita 16.05 * La cal agrícola o cal dolomítica se aplicó únicamente a la papa en su primera siembra y se consideró su efecto residual durante 4 años.5 16.9 5. con y sin la adición de cinco toneladas de gallinaza por hectárea.2 13.02 1. se redujo el rendimiento de la papa y también el contenido de K intercambiable del suelo (Tablas 15 y 16). Otros resultados importantes fueron los que se obtuvieron en los experimentos donde se aplicó K. Respuesta promedio (4 años) de la papa. en rotación con avena. En un suelo similar al anterior que contenía 0. En los experimentos para comparar las fuentes K2SO4 y KCl no hubo diferencias significativas entre fuentes (Muñoz. a la aplicación de cal en un Andisol del Oriente Antioqueño. en tierras que habían recibido un encalamiento previo. en varias siembras sucesivas de papa. Los resultados de varias cosechas mostraron solamente un ligero incremento (3. En un Dystrandept de la Estación Experimental "La Selva" (Rionegro).8 ton/ha) en la producción de papa. El incremento en el rendimiento fue de seis toneladas de papa por hectárea. mostró diferencias estadisticas significativas.2 5. cobre y boro. con el tratamiento de dos kilogramos de boro por hectárea.* Rendimientos (ton/ha) Dosis de cal (ton/ha) Caliza 0 4 8 12 16 16.18 1. se evaluó la respuesta de la papa. entre los tratamientos que habían recibido únicamente boro. en relevo con maíz y fríjol voluble.4 me/100 ml de suelo.03 Fríjol Dolomita 0.1 15.4 Respuesta a los microelementos En Antioquia se han realizado muy pocos experimentos para evaluar el efecto de la aplicación de los elementos menores sobre el rendimiento de la papa. 1985).2 Caliza 4. se estudió la respuesta de la papa a la aplicación de uno. y en cantidades iguales o mayores de cuatro ton/ha.90 1.4 16.10 1.0 4.4 ppm de B disponible. Producción en ton/ha. zinc.se logró con cantidades de K2O que oscilaron entre 50 y 100 kg/ha. incrementaron el contenido de K por encima de 0.2 4.0 14. Con éstas dosificaciones de cal.

000 1. no se presentaron diferencias significativas entre el tratamiento testigo al boro con gallinaza y los demás tratamientos (Muñoz. Papa 10-30-10 (kg/ha) 1. se neutralizó el Al intercambiable y el pH varió de 5. aumentó el contenido de Ca y Mg. maíz y fríjol voluble. en tanto que las gramíneas en rotación mejoran ligeramente su producción.6 3. en cantidades adecuadas. La cal se adicionó al suelo con un mes de anticipación a la siembra de la papa.000 1. Además.000 1. sobre el rendimiento de papa en rotación con pastos.48 1 Se encaló únicamente la papa en la primera siembra y se evaluó el efecto residual durante cuatro años. 1985). doce y dieciséis toneladas de cal agrícola y dolomítica (70% CaCO3 más 15-25% MgCO3).000 cal (ton/ha) 41 41 41 41 42 gallinaza (ton/ha) 5 5 5 5 5 Maíz 10-30-10 (kg/ha) 0 300 300 0 300 Fríjol 10-30-10 (kg/ha) 0 0 400 400 400 gallinaza (ton/ha) 0 0 2 2 2 Papa 18. 1985). 1985). En la década del setenta. para suplir los requerimientos del cultivo.7 3. y se observó su efecto residual durante cuatro años que duró la rotación.9 3.3 18. y también sobre las propiedades químicas del suelo (Muñoz. se hicieron experimentos para evaluar el efecto de la cal agrícola (78% de CaCO3). bajo diferentes cantidades de fertilizantes.7 18.gallinaza.5 Respuesta al encalamiento En la década de los sesenta. 41 . Analizando los resultados. aplicándola al voleo para cubrir toda el área. 2 Se aplicó cal dolomítica en cada una de las cuatro siembras de papa. y después se incorporó en los primeros 20 centímetros de profundidad.3.39 1.1 me/100 ml (Muñoz. para un total de 16 ton/ha en cuatro años. o con avena.6 4. ocho. Rendimiento de los cultivos de papa.000 1.4 Rendimientos (ton/ha) Maíz 3.43 1. b)El encalamiento. Estas enmiendas se aplicaron por una sola vez. en más de 0. se encontró: a) Una reducción drástica en los rendimientos de la papa (> 3 ton/ha). en dosificaciones de diez y cuarenta toneladas por hectárea. con diez y cuarenta toneladas por hectárea.51 1.2 Fríjol 1. antes de sembrar la papa. c) Estas cantidades altas de cal redujeron el contenido de P aprovechable y el K intercambiable. En este experimento se corroboró la afirmación de que la gallinaza. 2.6 19.4 a 6.9 20.61 1. se estudió el efecto de la aplicación de cuatro. en relevo. por efectos del encalamiento (Figura 1). aporta elementos menores. en suelos del Oriente Antioqueño. como el boro. TABLA 16.

Al analizar los resultados se encontró: a) Ocho o más toneladas de cal por hectárea redujeron significativamente la producción de papa. sobre el rendimiento de la papa. únicamente por una sola vez en la primera siembra de la papa y se evaluó su efecto residual sobre la producción del maíz. Respuesta de la papa a la fertilización con P y cal. El experimento tuvo una duración de cuatro años. Datos promedio de 4 cosechas. y sobre el fríjol voluble que se sembró seis y siete meses después de la papa. en fríjol. Las enmiendas se adicionaron al suelo en igual forma que en la década del sesenta. 42 .0 ton cal/ha 20 10 ton cal/ha 40 ton cal/ha 18 16 Rendimiento en ton/ha 14 12 10 8 6 0 150 P2O5 (kg/ha) 300 450 FIGURA 1. en suelos Andept de “La Selva” (Rionegro). es decir. en cambio. cuando se adicionaron hasta ocho toneladas de cal por hectárea y. que se sembró tres-cuatro meses después de la papa. cuando se aplicaron hasta cuatro toneladas de cal por hectárea (Tabla 15). en rotación con maíz y fríjol voluble. la incrementaron en maíz. en una rotación papapastos. También se tuvo en cuenta las variaciones que ocurrieron en las propiedades químicas del suelo. cuatro siembras sucesivas en las mismas parcelas de cada uno de los cultivos ya mencionados. La cal se aplicó.

alto en su contenido de materia orgánica. en la primera siembra de la papa. es decir. c) En el tratamiento donde se fertilizó la papa y el maíz. una reducción en el rendimiento a 2. que oscilaron entre 18. aplicados únicamente a la papa. se presentaron cambios en el estado químico del suelo similares a los ocurridos con 10 y 40 toneladas de cal agrícola por hectárea. e) Cuando se comparan los rendimientos de los tres cultivos. éste debe recibir su propia fertilización. los rendimientos del maíz y fríjol fueron los más bajos del experimento. en los primeros 15 cm de profundidad. En este experimento. Otros resultados experimentales para evaluar el efecto de la aplicación de cuatro toneladas de cal dolomítica por hectárea. En resumen los resultados de este experimento corroboraron los ya obtenidos en anteriores ensayos. y el fríjol en 400 kilogramos por hectárea. utilizadas en los experimentos de la década del 60. no alcanzaron a dejar residuos para suplir los requerimientos del maíz y el fríjol. 43 . en las mismas parcelas. y se observó el efecto residual de las cales en el rendimiento del pasto Brachiara decumbens. Este ensayo se estableció en un Andisol del Oriente Antioqueño. entre fuentes no hubo diferencias significativas. lo anterior significa que para asegurar un rendimiento alto de fríjol. este cultivo aumentó el rendimiento en 100 kilogramos por hectárea. en relevo con maíz y fríjol voluble. cuando se siembra en el relevo con papa y maíz. El ensayo se sembró durante cuatro ciclos (4 años) consecutivos. las variaciones fueron menos drásticas. se encontró un incremento significativo en el rendimiento de forraje.7 (Tabla 16). pero no el maíz ni el fríjol. los rendimientos fueron los más altos del experimento. se concluyó que cuatro toneladas por hectárea son las más recomendables (Tabla 15). Después de cuatro cortes de esta gramínea. las dosis de 10-30-10. El pH era fuertemente ácido. K y Mg.b)Al considerar el efecto conjunto de las cales en los rendimientos de los tres cultivos. en cantidades adecuadas.3 me/100 ml. con la dosis de cuatro toneladas de cal por hectárea únicamente. cubriendo toda el área. Sin embargo. en los tratamientos donde se aplicaron únicamente cuatro toneladas de cal por hectárea. con mediana saturación de Al intercambiable (40%). b)Cuando se fertilizó la papa.3 y 20. con la cal dolomítica. en esta última modalidad. cal dolomítica y gallinaza. un aumento en el contenido de Mg mayor de 0. Al hacer un análisis de los resultados se concluyó lo siguiente: a) La fertilización a la papa fue la adecuada. d)En el tratamiento donde cada uno de los tres cultivos recibió fertilizantes. en cambio el maíz mejoró. su producción (300 kg/ha). y luego se incorporó con un rastrillo.3 toneladas de papa por hectárea y a 130 kilogramos de fríjol por hectárea. con 15-30 días de anticipación a la siembra de la papa. se encontró. se presentan en la Tabla 16. medio en Ca. en este caso. ya que permitió la obtención de rendimientos aceptables. bajo en P. que se sembraron a los tres y siete meses después de establecida la papa. la cal dolomítica se aplicó al voleo. c) Con ocho o más toneladas de cal por hectárea. A los cuatro años se dio por terminado el experimento. También se observó. ligeramente.

y deficiencias de N. TABLA 17. pH y con saturación de Al alta.81 .500 metros sobre el nivel del mar.0 Bajo < 0. que ocurren cuando se hacen aplicaciones altas de cal. Mg.0 tonelada por hectárea.(%) Gallinaza N P. cuando se siembra papa en unicultivo.5.En la década del ochenta.200 90 . En suelos con contenidos medios. tapándola con una delgada capa de suelo para separarla de los demás fertilizantes.1.50 Medio 20 . K y Mg.2.O.100 75 . La fertilización NPK. la papa puede recibir las cantidades máximas recomendadas en cada factor. En todos estos ensayos. El cambio propuesto consistió en encalar al momento de la siembra de la papa. los efectos adversos relativos a la disminución en el P aprovechable (Bray II) y en el K intercambiable. 3.450 200 .1 . * En aquellos suelos moderadamente profundos .0. o en corona en cada semilla.61 Bajo < 3. 1985).120 60 .* Recomendaciones Factor Categorías (ton/ha) Bajo < 10 Medio 10 . P.5 y 1.90 < 60 M. Guía general para la fertilización de la papa en el departamento de Antioquia.60 Alto > 0.20 Alto > 20 Bajo < 40 Medio 40 . La cal se separa de los demás fertilizantes con una delgada capa de suelo. la cal debe variar entre 0. Los experimentos para validar esta estrategia mostraron que encalamientos menores de 1.5 3-5 2-3 2-3 (kg/ha) 100 . eran suficientes para obtener altos rendimientos (Tabla 14) (Muñoz.30 Medio 0.100 300 .0 ton de cal dolomí tica por hectárea. se debe aplicar 1. con base en los resultados experimentales.5) y. Se consideró que la papa es un cultivo que crece y se desarrolla bien en suelos de pH bajo (menos de 5.0 Medio 3.150 75 .profundos (más de 60 centímetros) y a más de 2.40 Alto > 46 Bajo < 5. a la papa en monocultivo. se cambió totalmente el criterio para encalar la papa. RECOMENDACIONES El cultivo de la papa en Antioquia se siembra en suelos que. la aplicación de enmiendas y el abonamiento orgánico.300 100 . 44 .31 .6.1 .60 Alto > 60 Bajo < 0. generalmente tienen un pH menor de 5.0 Medio 5. en rotación con gramíneas. siempre se utilizó cal dolomítica. además. en banda al fondo del surco. debido al bajo contenido de Mg en el suelo (menor de 1.0 ton/ha.8 Medio 0.5. ppm (Bray II) P2O5 K (me/100 ml) K2O Ca (me/100 ml) Mg (me/100 ml) Saturación con Al (%) pH Para las categorí as bajo en Ca. en asociación con leguminosas o en relevo con maíz y fríjol voluble se presentan en la Tabla 17.0 .0 me/ 100 ml). La cal se aplica en bandas al fondo del surco.

1967. químicos y biológicos que influyen en la mineralización de la materia orgánica en Andisoles. University of California. G.D. MUÑOZ. L. Ph. OSPINA. Fraccionamiento. 191 p. A. DE BENAVIDES. Antioquia). CORREA. y WOLLUM. J. GUALDRÓN. 20 p. 5(1): 31-42. 1985. 13: 59-68. Subdirección Agrológica. Revista ICA. Colombia. Efecto del encalado en la fijación de fósforo por 10 Andisoles colombianos.V. Requerimientos de cal en suelos orgánicos de «La Selva» Rionegro. 1973. Instituto Geográfico «Agustín Codazzi». 1982.D. 1971. 1970. A. Sección de Suelos Estación Experimental Tulio Ospina (Bello. VI coloquio sobre suelos. Dissert. Dissert. Antioquia. MUNÉVAR. Revista Suelos Ecuatoriales 13 (1): 57-72.A. Riverside. A. Palmira. Bogotá D. Ca y Mg en suelos de clima frío en Colombia. MUNÉVAR. Los suelos del Departamento de Antioquia. 1978. LUNA. 45 . Agricultura Tropical. __________ 1979.A. 59-93 p. Revista Suelos Ecuatoriales (Colombia). Departamento Agrológico Instituto Geográfico «Agustín Codazzi».BIBLIOGRAFÍA CITADA CORTÉS. Chemistry of some Tropical Acid Soils of Colombia. 4(1): 69-82. Univ. 1983. S. Factores físicos. 27-32 pp.R. Teorías modernas sobre la naturaleza de la acidez del suelo. C. Fertilización de los cultivos. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. Trabajo a máquina (sin publicar): pp 1-137. M. 1959. Aluminium-organic matter complexes of the horizon of some acid soils. Determinación de fósforo orgánico en suelos derivados de cenizas volcánicas. Revista Suelos Ecuatoriales (Colombia) 3(1): 42 p. LEÓN. Riverside. Boletín de Ciencias de la Tierra. E. Colombia. vol XV No. Los elementos secundarios S. of California. fijación y liberación de fósforo en suelos derivados de cenizas volcánicas del oriente antioqueño.A. Suelos del departamento de Antioquia y su aptitud de uso. F. Ph. Resumen de las investigaciones sobre suelos entre 1950 y 1985. __________ 1967.R. 140 p. F.O. __________ 1972. F. Anotaciones pedagógicas sobre algunos Andisoles de Antioquia. Revista Suelos Ecuatoriales (Colombia).G. No 4 (Medellín). 181 p. 1979. Efecto del encalado en la mineralización del nitrógeno en algunos Andisoles. Sus características físicas y químicas. y HERRÓN.

6(1): 97-136. Tomo I y II Instituto Geográfico Agustín Codazzi. El fósforo en los Andisoles. et al 1979.O. Factores limitantes del crecimiento de plantaciones de Cupressus lusitanica en Antioquia. 1977. Tomo I y 900 p. H. TSCHINKEL. L. G. 1974.Y. Colombia. Revista Facultad de Agronomía Medellín (Colombia). Tomo II. 27(2): 3-57.OSPINA. Subdirección Agrológica. 780 p. Suelos del departamento de Antioquia. Bogotá. TORO. Revista Suelos Ecuatoriales (Colombia). 46 .

El fertilizante es el insumo más costoso en el cultivo de la papa y. junto con el boro. La agricultura colombiana enfrenta el reto de ser competitiva. Por este motivo. * I. 16-47. con una eficiencia baja. con predominio de fuentes altas en fósforo. por lo tanto. en forma resumida. los aspectos mas importantes de la fertilización en el cultivo de la papa. INTRODUCCIÓN La papa es un cultivo de gran importancia socioeconómica en las zonas frías de Cundinamarca y Boyacá.* 1. Los cuatro elementos.000 kg/ha de fertilizantes compuestos. Es el cultivo con mayor consumo de fertilizantes por unidad de superficie. Tunja. 47 . Msc. presenta. Telefax 987 451953. la papa se encuentra en este escenario. al N. Los fertilizantes representan cerca del 20% de los costos de producción del cultivo. deben constituirse en punto de partida. se dará especial énfasis. Barrera B. teniendo en cuenta los bajos contenidos que se presentan en los suelos paperos y que se manifiestan por las amplias relaciones Ca/Mg. 10 No. Cra. por los fenómenos conocidos de fijación de fosfatos y entre 30 y 50% para el nitrógeno (N) y el potasio (K).A. se requiere modernizar las prácticas agronómicas. de tal modo que alcance una mayor eficiencia en la utilización de los insumos. con el propósito de contribuir a mejorar la eficiencia en la utilización de los insumos.000 y 2. En el presente artículo. este último elemento ha sido descuidado en los planes de fertilización y puede tener gran significado en la producción. que redunde en el mejoramiento de la competividad de este cultivo. En condiciones comerciales. K y al magnesio (Mg). para una recomendación de fertilizantes completa y balanceada. se aplican dosis que oscilan entre 1. P. debe utilizarse eficientemente.FERTILIZACIÓN DEL CULTIVO DE LA PAPA EN LOS DEPARTAMENTOS DE CUNDINAMARCA Y BOYACÁ Luis L. CORPOICA. en la mayoría de los suelos paperos. ya que para el fósforo (P) está entre 10 y 20%. El artículo no pretende realizar una extensiva revisión bibliográfica sobre el tema.

2. CARACTERÍSTICAS GENERALES DE LOS SUELOS PAPEROS Los suelos donde se cultiva la papa son de diversas características fisicoquímicas, destacándose aquellos con alto contenido de materia orgánica, con valores de pH menores de 5,5, con bajo contenido de fósforo disponible y alta capacidad de fijación de fosfatos. En estos suelos, no es posible obtener producciones altas, si no se aplican cantidades suficientes de fosfatos, en presencia de adecuadas cantidades de nitrógeno y de potasio. Generalmente, los suelos tienden a aumentar en su contenido de materia orgánica, a medida que se aumenta en altitud, siendo frecuente encontrar altos niveles de materia orgánica, por encima de los 2.900 msnm, en zonas de páramo, con algunas excepciones, como en los suelos de Tota y Pesca en Boyacá, donde se encuentran niveles bajos de materia orgánica, aún en zonas de cultivo situadas por encima de 3.000 msnm. La presencia de arcillas amorfas en la mayoría de los suelos de clima frío conlleva una alta capacidad de fijación de P, lo cual, en gran parte, es la causa de los elevados requerimientos de fertilizantes fosfóricos en el cultivo de la papa . Por las características geomorfológicas y pedogenéticas, en la zona de clima frío existe una amplia variación de las características edafológicas, dependiendo de la altitud y de la ubicación de los paisajes. Con base en los análisis químicos de muestras de suelos provenientes de las diferentes zonas de cultivo, el ICA (1980) determinó las características generales de fertilidad de los suelos paperos de Cundinamarca y Boyacá. De acuerdo con los niveles críticos reportados, se ha realizado la distribución porcentual para los valores de pH, materia orgánica (M.O.), P, K y de la relación Ca/Mg en estos dos departamentos (Tabla 1).

TABLA 1. Niveles críticos para pH, P, K y de la relación Ca/Mg para los cultivos de clima frío.
Parámetro pH P (ppm) Cordillera oriental K (me/100 g suelo) Ca/Mg Bajo (B) < 5,5 < 40 < 0,3 < 1,0 Medio (M) 5,6 - 7,3 40 - 60 0,3 - 0,6 1,1 - 3,0 Alto(A) > 7,3 > 60 > 0,6 > 3,0

La Tabla 2 nos indica que la mayoría de los suelos cultivados con papa, para la fecha en que se realizó el análisis (1980), son ácidos, con predominio de valores bajos en P, contenidos medios a bajos de potasio (K) y una amplia relación Ca/Mg. De lo anterior, es de 48

TABLA 2. Distribución porcentual de los valores de pH, fósforo, potasio y de la relación Ca/Mg en los suelos cultivados con papa en Cundinamarca y Boyacá (ICA, 1980).
pH Departamentos B Boyacá Cundinamarca 78 77 M 21 23 A 1 0 B 74 66 M 7 10 A 19 24 B 53 38 M 38 31 A 9 31 B 0 3 M 35 23 A 65 74 P K Ca/Mg

esperarse una alta respuesta al P, de media a baja para el K y deficiencias potenciales de Mg. Para este cultivo, no se han establecido niveles críticos de la materia orgánica del suelo. Recientes estudios de caracterización realizados por Corpoica, con base en 50 muestras de suelos de zonas representativas de Cundinamarca y Boyacá, cuyos valores se presentan en la Figura 1, indican diferencias en las tendencias, en relación con la información presentada antes.

Bajo 100

Medio

Alto

80

Porcentaje

60

40

20

0 pH MO P Parámetro K Ca/Mg S

FIGURA 1.

Distribución porcentual de algunos parámetros de fertilidad de los suelos paperos en Cundinamarca y Boyacá.

49

En esta figura se destacan los valores bajos de pH, valores medios a bajos de materia orgánica, altos valores de fósforo, indicando que posiblemente a través del tiempo se ha producido una acumulación de P, lo cual puede revaluar la idea que se tiene sobre los bajos contenidos de P en los suelos paperos. Igualmente se destaca el predominio de los valores medios a altos de K y altos de S. Las muestras corresponden a los principales municipios paperos de Siachoque, Belén, Toca, Tota, Ventaquemada, Villapinzón, Chocontá y Tausa; los datos tienen variación entre las muestras tomadas por municipio, ya que para el caso de Motavita (Boyacá) predominan los valores de pH inferiores a 5,5 y valores bajos de P , caso en el cual no hay concordancia entre los contenidos bajos de P y los fertilizantes usados por los agricultores en la zona con alto consumo de fertilizantes de relación 1-1-1. Esto nos indica la importancia de realizar estudios periódicos de caracterización de los suelos, que permitan orientar la investigación y las recomendaciones generales de fertilizantes, por localidades. 3. ASPECTOS GENERALES SOBRE LA NUTRICIÓN DEL CULTIVO DE LA PAPA
3.1 Requerimientos nutricionales

La papa extrae altas cantidades de nutrimentos del suelo, lo cual está en función de la variedad y del rendimiento esperado. Por tal razón, si se quiere alcanzar mayores rendi-

20 ton/ha 600

40 ton/ha

50 ton/ha

500

400

kg/ha

300

200

100

0 N P 2O 5 K2 O Nutrimento Mg S

FIGURA 2.

Requerimientos nutricionales del cultivo de papa para niveles crecientes de producción.

50

mientos, la papa exige mayores requerimientos nutricionales y, por ende, alta demanda de fertilizantes. Existen diferencias en las cifras que cuantifican la demanda nutricional. La Figura 2, adaptada de Guerrero (1989), resume estas demandas nutricionales para los niveles crecientes de producción. En la Figura 3 se presenta la curva de extracción de nutrimentos con la variedad “ICA Puracé” obtenida por Grandett y Lora (1978), para las condiciones de la Sabana de Bogotá. Se puede observar la alta demanda de K seguida del N, además de las apreciables extracciones en el tiempo, del Ca y del Mg; como también los bajos requerimientos de P,

800 700 600 500 400

P2O5

Mg

Ca

N

K2O

Extracción de nutrimentos (kg/ha)

200 180 160 140 120 100 80 60 40 20 0 0 20 28 36 44 52 60 68 76 84 92

Días después de la germinación

FIGURA 3.

Extracción acumulativa de nutrimentos por el cultivo de la papa (“ICAPuracé”) en diferentes estados de crecimiento, en el Centro Experimental de Tibaitatá. Grandet, G. y Lora (1978).

51

lo cual contrasta con las altas aplicaciones de este nutrimento en las condiciones normales de cultivo. De otra parte, los mayores requerimientos se encuentran alrededor de los 50 días, que coincide con la época de mayor crecimiento vegetativo y el comienzo de la tuberización; aspecto importante a tener en cuenta para el reabonamiento o fraccionamiento, particularmente con N y K. Las plantas de papa asimilan N durante todo el período vegetativo; sin embargo, una asimilación muy fuerte tiene lugar en el período en que crecen vigorosamente, lo cual ocurre, en especial, cuando éstas han alcanzado una altura de 15 a 20 cm. El contenido de N en las hojas disminuye con bastante rapidez, después de iniciarse la tuberización. El fósforo se asimila durante el desarrollo vegetativo, pero al igual que en el caso del N, la asimilación más intensa tiene lugar en el de máximo crecimiento de las plantas. En el período de mayor desarrollo, el contenido de P en los tallos es alrededor del 0,7%, calculado sobre materia seca, porcentaje comúnmente presente también en los tubérculos. Por lo tanto, la cantidad máxima de fósforo que asimila un buen cultivo, está situada alrededor de 60 kg de P2O5/ha, de los cuales 50 kg de P2O5, como máximo, contienen los tubérculos arrancados en estado maduro.

TABLA 3. Concentración en las hojas de los nutrimentos mayores (60 días después de la siembra) y en los tubérculos (a la cosecha).
Concentración (% de peso seco) Nutrimento mayor N P K Ca Mg S Tubérculos 1,6 0,2 1,6 0,05 0,13 0,15 Rastrojo 6,5 0,6 6,0 1,0 0,50 0,25

Analizando la Tabla 3, podemos observar que se tiene una concentración de 1,6% de N en los tubérculos y de 6,5 % en el rastrojo. El cultivo de la papa, en promedio, rinde 4 ton/ha de tubérculos secos (20 toneladas de tubérculos frescos) y, su correspondiente en rastrojo seco, es de 1,5 ton/ha. De este modo, la extracción de N del suelo es de 1,6% x 4 = 64 kg/ha y en el rastrojo de 6,5% x 1,5 = 97,5 kg/ha. La extracción total de N será entonces de 160 kg/ha. El N requerido es mayor que la cantidad extraída por el cultivo, debido a pérdidas por lixiviación y volatilización. Para un rendimiento de tubérculos de 52

20 ton/ha se requieren 200 kg de N, correspondiendo a 10 kg de N/ton de tubérculos, cifra comúnmente aceptada. En consecuencia, si por factores de sequía, variedad u otras, no es factible tener altos rendimientos, es conveniente reducir la dosis de N. La extracción de P por el cultivo de la papa corresponde a un 0,2% del peso seco de los tubérculos y 0,6% del rastrojo seco. De este modo, la extracción promedia de P de un cultivo es, en los tubérculos, de 0,2% x 4 = 8 kg/ha y, en el rastrojo, de 0,6% x 1,5 = 9 kg/ ha. Esto nos da un total de 17 kg/ha. En la práctica, las necesidades de P son mayores, debido a la baja eficiencia de la planta para tomarlo del suelo. El potasio es el elemento mas abundante en la planta de papa. Los tubérculos contienen alrededor del 1,6% y las hojas alrededor de 6% de K. Por esto, para un rendimiento de

FOTOGRAFÍA 1. Sistema radical de la papa pocos días después de la emergencia (L. Barrera).

53

20 toneladas de tubérculos frescos (4 ton de materia seca) se tiene una extracción por los tubérculos de 64 kg/ha y en rastrojo de 90 kg/ha para un total de 154 kg/ha.
3.2 Características del sistema radical de la planta de papa y su relación con la fertilización.

La planta de papa tiene un sistema radical débil, por lo cual las capas impermeables del suelo reducen grandemente el rendimiento. Por otra parte, las capas compactadas limitan la profundidad radical, viéndose ésta limitada en períodos secos; otra desventaja de la compactación del suelo y de las capas densas es que, después del riego o lluvias abundantes, el suelo queda saturado por períodos largos, causando la muerte de raíces y la pudrición de tubérculos. La papa es considerada como altamente sensible a periodos de anegamiento del suelo. Como se observa en la Fotografía 1 (tomada a una planta de papa, pocos días después de la emergencia), la mayor profusión de raíces se presenta a partir de los primeros nudos y sigue en dirección vertical y en parte lateral. Por esta razón, los nutrimentos deben estar disponibles y al alcance de las raíces en esta época, particularmente para el fósforo. Al momento de la “atierrada” o primer aporque (que se realiza, en promedio, 15 días después de la emergencia), nuevos nudos quedan cubiertos de suelo, pero la mayor profusión de raíces sigue siendo la que se formó inicialmente, ya que a partir del segundo aporque (en promedio 30 días después de la emergencia), la planta se concentra en la formación de estolones, que van a dar lugar a los tubérculos. Las raíces que se forman en esta zona son poco numerosas, tal como se observa en la Fotografía 2, tomada en una planta (variedad “Parda Pastusa”), unos días después del aporque, donde se aprecia que la mayor profusión de raíces se encuentra cerca y debajo del tubérculo madre. Es importante tener en cuenta los anteriores aspectos, para considerar la época adecuada y el método de aplicación del fertilizante. De acuerdo con estas consideraciones, no es eficiente colocar el P después de la siembra, teniendo en cuenta la densidad de las raíces y la baja movilidad de éste. La papa es poco eficiente en la toma del P.
3.3 Importancia del nitrógeno (N)

El N es un componente de las proteínas, cuyo contenido está directamente relacionado con la concentración de N en los tejidos de la planta. Adicionalmente, el N es un componente de la molécula de clorofila y de los ácidos nucleicos constituyentes de los cromosomas. El nitrógeno es necesario para un crecimiento vegetativo vigoroso. La planta de papa presenta mayores tasas de crecimiento cuando hay mejor disponibilidad de nitratos; así, también ésta puede tomar tanto las formas nítrica, como la amoniacal del N, para su nutrición. La prevalencia de iones nitrato o de amonio en el suelo depende del tipo de fertilizante aplicado y de la actividad microbiológica de éste, puesto que el amonio puede ser transformado en nitrato (Mengel, 1987). En la mayoría de los suelos, la aplicación de N generalmente se traduce en incremento del desarrollo vegetativo, en hojas bien desarrolladas y en ramificación abundante. El 54

El retraso en la maduración es también un síntoma asociado al excesivo suministro de N.1986) . por lo cual se obtienen producciones reducidas (Hooker. por causa de la disminución en la concentración de clorofila . pero la resistencia mecánica disminuye y aumenta la susceptibilidad al ataque de enfermedades. "Parda pastusa") después del 2º aporque. desarrollo de las raíces no es muy estimulado por el N. teniendo en cuenta la alta pluviosidad que se presenta en algunos períodos del desarrollo vegetativo. el desarrollo vegetativo es restringido (Fotografía 3). La aparición de los síntomas de deficiencia en las hojas más viejas se debe a la gran movilidad del nitrógeno dentro de la planta . El N es móvil en la planta y es translocado a las partes en crecimiento. Además. Las hojas más viejas tienen tendencia a la senescencia (amarillas y secas) y pueden perderse prematuramente. está sujeto a pérdidas por lixiviación y pérdidas en sentido ascendente por volatilización. Además. Se considera que es conveniente fraccionar este elemento. las hojas son poco desarrolladas y presentan un color verde pálido. hace al N viable 55 . Por el contrario. debido a su movimiento descendente. la producción de excesivo follaje va en detrimento de la formación de tubérculos. Además de las altas demandas por el cultivo. Barrera). especialmente de tipo fungoso.FOTOGRAFÍA 2. puede también presentarse “un consumo de lujo”. la alta solubilidad de las fuentes y su movilidad descendente. así mismo. en los cuales hay bastante infiltración y en períodos temporales de condiciones aneróbicas. al comienzo de la tuberización (L. Sistema radical de la papa (var. un exceso de N origina hojas grandes. La deficiencia causa reducción del crecimiento y clorosis. con un color amarillo oscuro. las células foliares son grandes. En caso de deficiencia de N.

los pecíolos son más erectos y la madurez de la planta generalmente se retrasa (Hooker. De otra parte. es más conveniente su fraccionamiento. Lora). 1986). las plantas se quedan pequeñas. internamente pueden presentar 56 . particularmente en las zonas de páramo. Cuando la papa es sembrada en suelos con bajo contenido de P disponible y/o bajas aplicaciones de fosfatos. son los síntomas más comunes en las condiciones de los suelos paperos en Colombia.4 Importancia del fósforo El fósforo es un elemento esencial de los componentes químicos de la planta. El bronceado normal de los foliolos desaparece. lo mismo que durante la tuberización. teniendo en cuenta que la papa tiene periodos vegetativos superiores a los 6 meses. responsable de la transferencia de energía en los procesos metabólicos. Nótese la acentuada deficiencia de nitrógeno en la parcela experimental (derecha) que no recibió fertilización con N (R. durante el período inicial del desarrollo de la planta.FOTOGRAFÍA 3. 1986. Se encuentra también en los ácidos nucleicos y es importante para la formación de las semillas y el crecimiento de la raíz. La deficiencia en los estados iniciales de desarrollo retarda el crecimiento apical. las raíces y los estolones son de número y longitud reducidos y. Mengel y Kirkby. ahusadas y algo rígidas. para ser considerado en los programas de fraccionamiento del fertilizante. 3. aunque los tubérculos no muestran síntomas externos. El retardo en la madurez (poca floración) y desarrollo foliar reducido.

la cal puede hacer menos accesible el fosfato a la planta. 1987). Por tal razón. Existe un buen abastecimiento de K en una buena parte de los suelos de clima frío en Colombia. La carencia de potasio se manifiesta por el tono verde oscuro de la planta y la decoloración bronceada de la hoja que acaba necrosándose. el fósforo es retenido fácilmente por los iones hierro y aluminio. y si el pH es alto. la planta tiene que tener a su disposición una buena cantidad de potasio. y disminuye sensiblemente la asimilación.. es esencial una buena estructura del suelo. La planta de papa toma el P con bastante dificultad. La planta de papa. 3.C. un análisis de suelo debe ser la base para una buena fertilización fosfórica. o en suelos livianos con baja C. Es aconsejable aplicar los fertilizantes potásicos al momento de la siembra. Esta es la razón por la cual. asimila ávidamente el potasio (Figura 3). La mayor cantidad de P se transloca de la planta hacia los tubérculos. principalmente. Por tanto. el contenido de almidón es alto.manchas necróticas de color castaño (herrumbre) distribuidas en forma dispersa en toda la pulpa o en disposición radiada (Hooker. de ahí la importancia de la presencia en cantidades suficientes de fósforo de fácil asimilación. por esta razón. durante la época de desarrollo del cultivo. en papas bien provistas con K (Mengel. Este efecto. por difusión y requiere humedad y bastantes zonas de intercepción. asociado con su sistema radical poco desarrollado (Fotografía 2) y con sus características internas en la toma y transporte dentro de la planta. 1986). la papa es una especie poco eficiente en la toma del fósforo. La aplicación de P a ambos lados del tubérculo-semilla mejora la absorción de este elemento. El potasio es asimilado en grandes cantidades por la planta de papa y una insuficiencia del mismo acorta el período vegetativo. disminuyendo la posibilidad de fijación al suelo. después de alcanzar la época de máximo follaje.I. Para una fácil asimilación del fosfato. Comparado con el P. unas cuantas semanas después de la emergencia.5 Importancia del potasio El potasio (K) promueve la asimilación de CO2 y la translocación de carbohidratos. Si el suelo tiene un alto grado de acidez. Aparentemente. teniendo en cuenta las características del sistema radical. El P es un elemento que se mueve en el suelo. lo que implica pérdidas por fijación de fosfatos en suelos ácidos. en detrimento del rendimiento. El KCl puede generar menores contenidos de almidón que el sulfato de potasio. por lo cual aquella tiene que extraer del suelo considerable cantidad de P. Los tubérculos con reducido conteni- 57 . el K se mueve en los suelos con mayor facilidad. en un período relativamente corto. lo más conveniente es colocarlo localizado y al alcance de las raíces. para un rápido crecimiento. el P es de muy poca movilidad. sobre todo en aquellos cuya capacidad de intercambio de cationes es muy baja. también es dependiente de la clase de fertilizante potásico utilizado. Es muy poco lo que se puede hacer para aliviar los síntomas de deficiencia de P. Contrario al N.

4. el Mg en el suelo puede hacerse accesible con dificultad a las raíces de las plantas. si son golpeados.15%.6 Importancia del magnesio El magnesio es el único nutrimento constituyente de la clorofila. Su validez técnica no está comprobada suficientemente. se muestran muy sensibles a la aparición de manchas azuladas bajo la epidermis. afectándose considerablemente el crecimiento de la planta. La asimilación total. La papa puede tolerar la acidez del suelo. en el momento de máximo desarrollo. El ion NH4+ entorpece la asimilación del ion Mg. El potasio también dificulta la asimilación de Mg.4% (calculados sobre materia seca). A causa de varios factores. el nitrógeno aplicado en forma de amoniaco. 3.do de potasio. pero teniendo en cuenta que su asimilación a veces es bloqueada. ALGUNAS CONSIDERACIONES GENERALES SOBRE EL ENCALADO Y LOS ABONOS ORGÁNICOS El encalado es una práctica utilizada por los agricultores especialmente en zonas de páramo (Fotografía 4). El contenido de Mg en las plantas puede variar mucho en el período de follaje máximo. El N en general. más con un criterio nutricional. son frecuentes en cultivos bien provistos. Un alto nivel de acidez en el suelo no favorece la absorción y una estructura pobre lo impide. cuyos contenidos de calcio suelen ser adecuados para suplir las necesidades del cultivo. cantidad que ha de estar disponible antes de que se alcance el momento de máximo follaje. se constituye en una parte importante en la alimentación mineral de la planta de papa. es mejor enfocar el encalado. Por esta razón. teniendo en cuenta el aporte simultáneo 58 . pero también puede desarrollarse adecuadamente a un pH neutro o ligeramente ácido. que con el criterio de corrector de acidez. Los tubérculos contienen a menudo un 0. Contenidos del 0. contrarresta los síntomas de carencia en magnesio. Los síntomas de una carencia de magnesio son muy característicos. Las necesidades de Mg por la planta son pequeñas.5 y 6 se consideran adecuados. quedando verdes los bordes. sin embargo. de aquí que altas aplicaciones de K provocan muchas veces la carencia de magnesio. aproximadamente. Es también necesario para la activación del metabolismo de los carbohidratos y respiración de las células.3-0. puesto que el NH4+ se transforma en el suelo en NO3-. Niveles de pH entre 4. La papa presenta un alto nivel de tolerancia a los niveles de aluminio intercambiable presentes en los suelos paperos. Valores de pH superiores a 6 pueden favorecer el desarrollo de la enfermedad fungosa llamada comúnmente “sarna” (Actinomices scabies). obstaculiza la aparición de los síntomas de falta de Mg. puede ser de unos 30 kg de Mg/ha. Es más viable considerar la aplicación de dosis moderadas de calcio. apareciendo amarillamiento intervenal y posterior necrosis en las hojas bajeras.

a estos materiales no se les da un manejo adecuado y puede haber muchas pérdidas de N por volatilización y de N y de K por lavado. de magnesio. es conocido el efecto benéfico de la materia orgánica en el mejoramiento de las propiedades fisicoquímicas del suelo. particularmente en zonas de minifundio. en consideración a las relaciones calcio-magnesio altas en los suelos paperos. al fondo del surco. Barrera).FOTOGRAFÍA 4. o tamo de trigo o cebada). En nuestro medio. Otros materiales orgánicos utilizados en los sistemas de producción de papa son las galli59 . las cales dolomíticas son más deseables que las cales calcíticas. Por lo general. para el cultivo de papa (L. Encalamiento en banda. donde el agricultor posee algunos animales en su explotación. Por lo tanto. De otra parte. Todos los materiales orgánicos tienen dificultad para su aplicación y representan un alto consumo de jornales. a la materia orgánica se le dan connotaciones nutricionales utilizando abono de establo (con “cama” de bagazo de maíz.

no solamente debe enfocarse con el criterio nutricional. De este modo. Su aplicación ha dado resultados positivos. efectos fitotóxicos (cuyas causas no son claras). retención de humedad y nutrimentos y aporte de algunos elementos como S. Aunque no esta completamente claro el efecto de los orgánicos. con el fin de que se descomponga satisfactoriamente en el suelo. Se considera que el cultivo de papa reacciona favorablemente a abonos orgánicos y a los abonos verdes. que podrían corregir las deficiencias que se presentan. se debe al desbalance con otros cationes. desde el punto de vista nutricional (ya que normalmente se aplican suficientes cantidades de NPK con los fertilizantes compuestos). Se ha encontrado interacción signifi60 . teniendo en cuenta consideraciones económicas en el uso de los abonos orgánicos. RESULTADOS EXPERIMENTALES CON LA FERTILIZACIÓN La investigación sobre respuestas a NPK ha indicado que los mayores rendimientos se han obtenido con dosis de 50 a 100 kg/ha de N y entre 100 y 300 kg de P2O5 en zonas de alturas menores de 2. se ha observado ausencia de quebradura de tallos. la principal respuesta es a N y P. ya que ambos mejoran la estructura del suelo y. en concordancia con los resultados de caracterización de suelos. en otros. en las diferentes zonas paperas del país. liberan varios nutrimentos. cerca a Tunja. Es de esperarse respuesta en suelos bajos en K y cuando se aplican altas cantidades de N y P. en muchas zonas paperas se utiliza este material. que pueden inducir deficiencia de estos últimos (Wieczorek. con efectos negativos en el rendimiento. en lugares donde se aplican abonos orgánicos. el abono orgánico se constituye en un suplemento ideal de los fertilizantes químicos. por aplicaciones de K. los cuales deben suministrarse simultáneamente para obtener altos rendimientos. Se ha observado. como el Ca y el Mg. Aunque es conocido el hecho de que el abonamiento orgánico presenta baja cantidad de nutrimentos. Involucran altos costos por su transporte y llevan un alto componente de relleno como viruta de madera o cascarilla de arroz. Es importante que el abono orgánico sea bien descompuesto antes de ser aplicado y que el abono verde sea incorporado en profundidad. particularmente del Mg y del B. el papel de los abonos orgánicos.nazas provenientes de los galpones de Moniquirá. a nivel de campo. su efecto positivo puede estar asociado con el aporte de elementos secundarios y de menores. Mg y algunos microelementos. En resumen. según las rotaciones presentes. no se obtuvo respuesta o se presentó disminución del rendimiento. al aumentar el rendimiento en algunos casos y. reportan que. Estudios realizados por el ICA. caracterizadas por encrespamiento total del follaje. es deseable considerar la fertilización química completa. La disminución del rendimiento. sino considerar los efectos ecofísicos en el aporte de energía. en este último material. Fusagasugá o el Valle de Tenza. 1979). Sin embargo. en la mayoría de los suelos. A nivel de campo. gradualmente.900 msnm. 5. utilizando NPK + Mg + B y pensar en la utilización de abonos verdes o incorporación de residuos que genere el sistema-finca. La respuesta al K ha sido menos frecuente. También se utiliza estiércol de caballo proveniente del hipódromo de Villa de Leiva.

son pocos los trabajos realizados en Colombia con el cultivo de la papa. Munévar et al.cativa a la aplicación simultánea de estos dos nutrimentos (Lora. Los resultados de las investigaciones sobre encalado en Cundinamarca y Boyacá. Munévar et al.500 kg/ha de fertilizante compuesto de relación 1-3-1.1978). Se recomienda aplicar el fertilizante localizado en banda debajo de la semilla. con tres aspersiones foliares de sulfato de magnesio heptahidratado al 1%. Como resultado de estos estudios. eventualmente. obteniéndose. 1989). han sido contradictorios. utilización de cales calcíticas y uso de variedades de alto rendimiento. 2-4-1 y 1-1-1. En los sistemas de producción de papa se utilizan las relaciones 1-3-1. y es de esperar buenas respuestas considerando los siguientes factores: relaciones Ca/Mg amplias. Las aplicaciones de cal se recomiendan para suelos con bajo contenido del Ca y Mg. o que reciban reabonamiento. con aplicaciones de gallinaza sola seca y molida (sin relleno). se presenta una alta probabilidad de respuesta al encalamiento. cuyos suelos presentan una relación Ca/ Mg amplia (8:1) y síntomas visibles de deficiencia de Mg en el follaje (clorosis intervenal). Se han realizado diversas investigaciones con el P. inducir a deficiencias de algunos elementos menores (Guerrero. lo cual puede inducir a desequilibrios en las relaciones catiónicas Ca/Mg/K y. Se han encontrado incrementos altamente significativos en los rendimientos de tubérculos. 1977). las relaciones 1-1-1 son las más utilizadas. se considera que las relaciones N:P2O5:K2O más adecuadas para el cultivo de la papa son: 1:3:1. ya que es el elemento que se aplica en dosis altas. adecuada para el cultivo de la papa es de 3:1:0.3. 1977). en zonas de páramo. La época más adecuada de aplicación es al momento de la siembra (Lora . de esta forma se economiza del 50 al 75 % de la cal recomendada para aplicación al voleo (Muñoz . partiendo del criterio de subir el pH a valores cercanos a 6. como complemento a una dosis de 1. La cal se recomienda aplicar únicamente en los surcos. Se considera que una relación Ca:Mg:K en el suelo. En menor escala se utiliza la relación 1-2-2. incorporándola con el suelo. Generalmente se han realizado altas aplicaciones de cal. Respecto al magnesio. o en corona alrededor de la misma. entre 1 y 2 ton/ha. 2:4:1. 2:6:1 y 1:2:1. 1980. En zonas paperas de Antioquia. En algunos experimentos realizados en Boyacá. al fondo. disminución en los rendimientos. donde la fertilidad natural de estos suelos es baja. extracción continuada por los cultivos. En el caso de suelos altos en fósforo. Situaciones similares se dan en varias zonas de Cundinamarca y Boyacá.1980. en algunos casos. Las dosis dependen de la altitud y se aumentan en la medida que ésta se incrementa. y no se recomienda su aplicación si el pH es mayor de 5 y el Al intercambiable es menor de 1 me/100 g de suelo. Es reconocido que solamente un bajo por61 . pero presenta una eficiencia baja. se lograron eliminar estos síntomas y obtener incrementos de alrededor de 6 ton/ha. aplicaciones altas de potasio con los fertilizantes compuestos. en un porcentaje alto en las zonas paperas.

60 50 . fue promisoria la utilización de rocas parcialmente aciduladas (50% de acidulación con ácido sulfúrico).100 100 . la cantidad de fertilizante se aproxima más a la cantidad máxima recomendada. 1992). De acuerdo con la experimentación. en corona o en bandas laterales.75 75 .375 250 . suelos paperos con características desfavorables para la disolución de la roca.30 0. en los fosfatos diamónicos o en el superfosfato triple. al lado de la semilla.0.0 y 5. El ion Cl produce turgencia en los tubérculos.100 50 .375 250 . Como fuente de K2O es más recomendable el sulfato de potasio de potasio (K2S04) que el cloruro de potasio (KCl). como se evidenció por la amplia experimentación realizada en la década pasada y a comienzos de la presente. Los bajos resultados obtenidos con las rocas fosfóricas se deben principalmente a los siguientes factores: baja reactividad de las rocas nacionales.450 300 . teniendo en cuenta el porcentaje de P soluble. Recomendaciones para la fertilización de la papa (Solanum tuberosum L. se ha encontrado interacción positiva entre el N y el P.150 N kg/ha P2O5 kg/ha 375 . en contraste con otras especies de TABLA 4.300 300 . como las presentes en los fertilizantes compuestos. baja eficiencia en la utilización del fósforo por la planta de papa. De la experimentación realizada con rocas fosfóricas. los pH están entre 5. principalmente por el ICA.) en Cundinamarca y Boyacá (ICA.50 Región P ppm < 40 Páramos de Cundinamarca y Boyacá 40 .5 (el pH más favorable es menor de 5.60 < 0.finca porque aportan buenas cantidades de Ca y de S. debe considerarse esta fuente. 62 . Cuando se utilicen variedades de alto rendimiento.60 > 60 * Todos los fertilizantes se deben aplicar al momento de la siembra.0) y niveles de Ca y P no tan bajos (niveles bajos de P y Ca son considerados como indispensables para favorecer la disolución de la roca) (Khasawneh y Doll.375 175 .60 > 0. la papa responde bien a fuentes fosfatadas de alta solubilidad en agua. se ha encontrado alta respuesta a las aplicaciones de este elemento. El fósforo y el potasio se aplican al momento de la siembra. A nivel de recomendación de P. hasta con dosis de 450 kg/ha (P2O5) en suelos altamente fijadores de P.30 . 1978).30 0.30 .125 50 . La respuesta a rocas fosfóricas finamente molidas ha sido muy pobre.150 100 . De las investigaciones realizadas.60 > 60 < 40 Altiplano cundi-boyacense 40 .250 K2O kg/ha 125 .* Resultados del análisis de suelos Dosificación K me/100 g < 0. o en zonas de páramo. Estas fuentes pueden tenerse presentes en el sistema .0. Igualmente.centaje de la cantidad de P aplicado (10-20%) es utilizado por la planta y el resto se pierde por fijación en el suelo.60 > 0.75 25 . teniendo en cuenta que se requieren ciertas condiciones para la disolución de la roca. suelos paperos con alta capacidad de fijación de fosfatos. en el fondo del surco.

se dispone de poca información. El contenido de materia orgánica no se tiene en cuenta en el cultivo de la papa. TECNOLOGÍA DE APLICACIÓN DE FERTILIZANTES 6. la ausencia de factores adversos y de la correcta densidad de siembra. La Tabla 4 resume la información sobre recomendación de fertilizantes en papa. para la recomendación de fertilizantes. con base en el contenido de nutrimentos existentes en el suelo. puesto que no ha sido posible encontrar su influencia en la respuesta a la fertilización nitrogenada (Lora 1980). para la recomendación de fertilizantes. A nivel experimental. 1989). debe considerarse la disponibilidad de agua. los fertilizantes simples y complejos y las leguminosas de la rotación. posiblemente. los requerimientos nutricionales. como las rocas fosfóricas (Barrera. se deben tener en cuenta sus diferentes componentes a saber: la disponibilidad del nutrimento en el suelo. Es muy escasa la mecanización en la aplicación de fertilizantes. la recomendación de fertilizantes debe conducir a una correcta selección de la fuente. No se debe olvidar el nivel tecnológico utilizado por el agricultor. que permita utilizar el análisis foliar como criterio. Teniendo en cuenta estos componentes. Por lo anterior. como las leguminosas. no es posible aplicar dosis precisas. lo cual determina en gran medida el rendimiento esperado y.1 Aspectos generales sobre la recomendación de fertilizantes Para una correcta recomendación de fertilizantes. La materia orgánica también es fuente de P. de la precipitación y la productividad del suelo. 6. generalmente se obtienen mejores producciones en el primer semestre. 6. De conformidad con diversas pruebas regionales realizadas por el ICA. no se han encontrado diferencias entre los métodos de aplicación. relacionadas. la época y el método de aplicación más adecuado. como criterio para los cálculos de dosis del fertilizante a utilizar. ya que depende del operario y cada planta recibe una dosis diferente. con la mayor precipitación. la altitud y la región. en nuestro medio. predominan los sistemas de aplicación en banda y en corona. siendo en promedio de 70 g/planta de fertilizante compuesto.2 Dosis Las dosis de fertilizantes no se consideran en función del área sino por carga de semilla sembrada. por ende. 6. 63 . en las zonas paperas. Por otra parte. la dosis. que son más hábiles para extraer el P del suelo. En Cundinamarca y Boyacá. En este caso. relacionado con las características de la variedad.plantas. El análisis del suelo es la técnica más difundida en nuestro medio para conocer el nivel de fertilidad del suelo y es la que nos sirve de base para un programa de fertilización. la extracción por el cultivo y el potencial de producción.3 Fuentes fertilizantes Como fuentes de N se puede considerar a la materia orgánica. se logró definir las tablas guías. o utilizarlo de fuentes poco solubles.

la selección de las mejores fuentes que se adapten a su TABLA 5. el de relación 1-3-1 es más costoso por bulto.3 22 12. Principales fertilizantes simples.5 Mg 8 13 S 24 2.6 12 1 18 22 - 64 . es preferible la utilización de fórmulas altas en fósforo.6 Ca 21 1. Se destacan los de relación 1-3-1. Además. 15-15-15) 16 33 20 46 11 20 14 15 P2O5 (=P) K2O (=K) 48 54 20 46 15 21 24 9 20 60 53 47 32 6. Contenido de nutrimento Fertilizante Fórmula N Nitrato de calcio Nitrato de amonio Sulfato de amonio Urea Fosfato monoamónico Fosfato diamónico Superfosfato simple Superfosfato triple Cloruro de potasio Sulfato de potasio Nitrato de potasio Sulfato de potasio y magnesio Cal dolomítica Fertilizante compuesto Ca(NO3)2 NH4NO3 (NH4)2SO4 CO(NH2)2 NH4H2PO4 (NH4)2HPO4 CaSO4 + Ca(H2PO4)2H2O Ca(H2PO4)2H2O KCl K2SO4 KNO3 K2SO4 MgSO4 CaCO3 MgCO3 (vgr. pero más barato por unidad de nutrimento. económicas y prácticas. para suelos pobres en fósforo.El criterio para la utilización de fuentes fosfatadas. Es al criterio del profesional o del agricultor y teniendo en cuenta las consideraciones técnicas. Los fertilizantes compuestos tienen la ventaja de utilizarse como portadores de 3 elementos que se pueden aplicar simultáneamente. Por ejemplo. ya que lleva 50 unidades en comparación con el de la relación 1-1-1 que tan solo aporta 45 unidades de nutrimentos. es el de utilizar aquellas de alta solubilidad en agua. y las mezclas físicas ya preparadas. su fórmula química y su contenido de nutrimentos. Aquí cabe la consideración del costo. 1-11. 1-2-1.4 20 13 0.

la aplicación del fertilizante se hace en forma manual.4 Época de aplicación Los fertilizantes pueden aplicarse al momento de la siembra. A nivel experimental no se han encontrado diferencias en la efectividad de estos dos métodos. aplicado vía foliar. Es viable aplicar N y K después de la siembra ya que estos dos elementos son móviles (el N más que el K).5 Sistema de aplicación El método de aplicación está en función del sistema de siembra. En la Tabla 5 se presentan los principales fertilizantes simples comunes en nuestro medio. de esta forma. se tienen dificultades para hacer las mezclas a nivel de finca. el fertilizante puede ser colocado en banda al lado y por debajo de la semilla. o pueden aplicarse al momento de la “atierrada”. ya que se tienen muchas pérdidas de P por fijación y teniendo en cuenta las altas distancias de siembra utilizadas. ya que se tienen que manejar varias fuentes de fertilizantes. ya que éste. Adicionalmente. puede ser utilizado inmediatamente en las épocas de 65 .sistema de producción. la eficiencia del N puede aumentarse con el fraccionamiento. por cuanto no se ha visto respuesta a su aplicación. cuando se desea fraccionar el fertilizante. En condiciones de ciclos largos. como en los páramos. el fertilizante fosfórico debe estar muy cerca de las raíces. es conveniente el conocimiento de las propiedades de cada fertilizante. El uso de fuentes simples tiene la ventaja de su costo por unidad de nutriente. El método de aplicación también depende de la mecanización utilizada. Se considera conveniente fraccionar el N. Estas son ideales. Se considera que el nitrógeno como urea. En este caso. La desventaja es su baja disponibilidad en las zonas paperas y la poca experiencia que tienen los agricultores para su uso. En la zona no es utilizado el método al voleo. lo absorbe rápidamente la planta de papa y. aplicar al suelo lo que realmente se requiere. 6. En caso de utilizarse sembradoras abonadoras. 6. En nuestro medio se siembra a distancias promedio de un metro entre surcos y 50 entre plantas y se fertiliza por sitio. Permite además. Por lo general. Lo más indicado es aplicar todo el fósforo al momento de la siembra. teniendo en cuenta la baja movilidad dentro del suelo y las características del sistema radical mencionadas antes. por su alta movilidad puede lixiviarse o perderse por volatilización teniendo en cuenta que durante el desarrollo vegetativo se presentan periodos temporales de alto nivel de humedad en el suelo. ya que las raíces en desarrollo llegan a la zona de localización del fertilizante. No se considera viable aplicar fósforo al reabone. Se ha observado que la mayor profusión de raíces se da en los nudos cerca del tubérculo-semilla y la proporción de raíces es menor en la zona de influencia del aporque. se utilizan dos métodos de aplicación a saber: en banda al fondo del surco y el de la corona. su precio y su disponibilidad en las zonas de cultivo. En la mayoría de los casos. La última posibilidad de aplicar fertilizante es al momento del aporque. Por esta razón. La localización hace que se reduzcan las posibilidades de fijación.

LORA S.R. Acumulación de materia seca y de varios nutrimentos en tres variedades de papa cultivadas en la serie Mosquera del Centro Experimental Tibaitatá. H. BENKENEA. DOMÍNGUEZ. 1973.mayor exigencia. Colección Punto Verde No. 76 p. El uso de fertilizantes no es económico. La fertilidad de los suelos de clima frío y la fertilización de Cultivos. Wageningen Agricultural University. Informe de progreso 1978. La fertilización de la papa en Colombia. Por el contrario.G. GUERRERO. Madrid. 419-468 __________. El nitrógeno. En un contexto de competividad.112-117. 1993. Rock phosphate movilization as affected by soil pH and symbiotic N2 fixation. En: Instituto Colombiano Agropecuario. J. un déficit de fertilizante limita la capacidad de producción de la planta.C. 1973).P. no debe aplicarse un exceso de fertilizante que produzca desperdicio del recurso y que se vaya en consumo de lujo. pp. se tiene que sacar el máximo rendimiento al menor costo. __________. R. 2. R. 1979. Ministerio de Agricultura de España. La papa es una especie tolerante a altas concentraciones de urea aplicadas al follaje y soporta soluciones de hasta 2. En: Fertilidad de suelos: Diagnóstico y control.L. Introduction to potato production. BIBLIOGRAFÍA CITADA BARRERA. CONSIDERACIONES ECONÓMICAS La producción total del cultivo depende de la variedad utilizada. puede ser un buen complemento del abonado radical. Además. Bogotá.C. Abonos Minerales.S. como sucedería con un exceso de N. GRANDETT. o que eventualmente se logren efectos depresivos. ya que los déficits de ésta no permiten que se alcance la completa utilización de los fertilizantes. Bogotá (Colombia) p. V. 1992.A. es conveniente manejar las poblaciones adecuadas de plantas. Comunicaciones y Asociados. de la calidad de la semilla. 1990. España. obteniéndose bajos rendimientos. El Boro: Un micronutrimento importante en el cultivo de la papa en suelos de Cundinamarca y Boyacá. 1988.Tesis Msc. Pudoc. para que la planta no tenga limitaciones en su desarrollo. asociada a la presencia de enfermedades virales y al mal manejo de la semilla) y del agua. si los otros factores agronómicos no son controlados totalmente. pp.. Programa Nacional de Suelos. 1989. 79 p. aplicado en forma foliar. teniendo en cuenta que su absorción es rápida y podría ser aplicado con los pesticidas de uso corriente por los agricultores. Monómeros Colombo Venezolanos. (en nuestro medio frecuentemente es de baja calidad. L.5 % (Domínguez. 98-103. 7. 66 . Wageningen (Holland). Wageningen. En: Papas Colombianas. S. En este sentido.

C.HARRIS. 1980. 687 p. 196-241 HOOKER.E.77101. A. pp. KIRKBY.. 1992. F.33. 67 .sf. NIVAA. Estado actual de la fertilidad de los suelos colombianos y estimativos sobre las necesidades de fertilizantes para varios cultivos. Manual de asistencia Técnica No 25. The Netherlands. 1989.. 1980. Bogotá (Colombia) p. 64p. The use of phosphate rock for direct application to soils. Bern.) en Colombia. The Hague. Curso de Actualización de conocimientos en el cultivo de la papa. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. International Potash Institute. Fertilización de la papa en Colombia. Chapman and hall. ZAAG VAN DER. En: Federación Colombiana de Productores de papa.R. Compendio de las enfermedades de la papa. Adv. 1978.M. Medellín. LORA S. Planting. Programa Nacional de Suelos. MUÑOZ. Curso Internacional sobre producción de semilla de papa. 1980. KHASAWNEH. K. 1978. et al. 1990. DOLL.E. Documento de trabajo No 85. 1979. 1977. Principles of Plant Nutrition. Agron. pp. Fertilización y manejo de suelos cultivados con papa en Antioquia. F.44-51. 15 p. E. MENGEL. manuring and weed control in potatoes. 26-38. Mineral nutrition. N. En: Manejo de suelos de la Regional Número Uno.E. 33-54.J. Fertilización de la papa en Cundinamarca y Boyacá. La patata y su cultivo en los países bajos. En: Instituto Colombiano Agropecuario. R. Fertilización de la papa (Solanum tuberosum L. Fertilización en diversos cultivos. 30:159-206. Bogotá. ICA.A. Holanda. Tibaitatá. E. In: The potato Crop. FEDEPAPA. P. Bogotá (Colombia) Comp. Switzertland. 1987. Quinta aproximación. W. pp. 1978. El Cultivo de la Papa. MUNÉVAR. WIECZOREK. D. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. p. CIP. La Haya. ZAAG VAN DER . Instituto Consultivo Holandés sobre la patata. En: Instituto Colombiano Agropecuario.

II Papa • Azufre • Fósforo • Microelementos • Industria 68 .

M. 1992). (EMA). 1987. especialmente en los derivados de materiales volcánicos.. su deficiencia ha sido reportada en más de catorce países de la América Latina. S. 2. evidenciaron lo contrario. INTRODUCCIÓN El azufre. ha adquirido una importancia creciente en la agricultura colombiana. en los suelos cultivados con papa en Colombia. Universidad Nacional de Colombia. En este trabajo se recoge la información sobre la disponibilidad de azufre en los suelos de clima frío. los edafólogos habían calificado como improbable la posibilidad de que en sus suelos. En Colombia. Al iniciar la década de los 90´s. Los requerimientos de azufre por los cultivos son relativamente bajos. Monómeros Colombo Venezolanos.A. sin embargo.LA FERTILIZACIÓN CON AZUFRE PARA EL CULTIVO DE LA PAPA EN COLOMBIA Ricardo Guerrero Riascos* 1.A. elemento esencial para la vida vegetal. Bogotá. se presentaran deficiencias de azufre. FUNCIONES DEL AZUFRE EN LA PLANTA El azufre es requerido para las siguientes funciones fisiológicas en los cultivos (Kanwar y Mudahar. así como los resultados obtenidos con la fertilización azufrada en el cultivo de la papa. entre los cuales se incluye Colombia (Morris. 69 . la probabilidad de que se presente deficiencia de azufre es alta (Lora. los primeros resultados de la investigación efectuada por el Convenio ICA-Monómeros. Profesor Asociado. en las cuales se sustenta el cultivo de la papa. 1993). 1986): * I.Sc. y particularmente para las regiones del clima frío. es decir. Profesional Consejero. Pasricha y Fox.

granos y aceites en otros cultivos. que actúan como transportadores de electrones en el proceso fotosintético. b) Formación de la clorofila. que además de generar turgencia en los aceites. 1990): a) Aumento de la cantidad y calidad proteínica en alimentos derivados de hortalizas. Como se ve. 1990. d) Síntesis de algunas vitaminas (biotina. h) Activación de la sulfurilasa-ATP. g) Formación de ferredoxina y de proteínas que contienen hierro. Kanwar y Mudahar. resulta en efectos favorables relacionados con (Pasricha y Fox. b) Incremento en el contenido de proteína. En lo que concierne a la calidad de la cosecha se ha establecido que el suministro adecuado de azufre a los cultivos. c) Mejoramiento de la calidad en cereales para molinería y panificación. y que tienen que ver con la fijación simbiótica del nitrógeno. disminución en la relación N/S y en el contenido de nitrato en los forrajes lo cual mejora su calidad alimenticia. una enzima que funciona en el metabolismo del azufre. el hecho de que el azufre esté involucrado como esencial en la síntesis de clorofila. 1986.a) Síntesis de tres aminoácidos esenciales que contienen azufre: cystina. f ) Formación de ciertas uniones disulfídicas. un adecuado suministro de azufre mejora la asimilación y el metabolismo del nitrógeno. Es muy conocida la interrelación acentuada entre el suministro de N y S a los cultivos. d) Incremento en el contenido de aceite en oleaginosas. e) Mejor calidad. también imparte resistencia a la sequía y al frío. cysteína y metionina. así como de tallos. raíces. Schnug. hojas. c) Activación de ciertas enzimas proteolíticas. De otra parte. tubérculos y raíces. e) Formación de glucósidos. sugiere el papel primordial que puede tener este elemento sobre los componentes de productividad de tubérculos en el cultivo de la papa. granos. Así mismo. siendo también válido el efecto favorable que genera el suministro apropiado de N 70 . color. Altas dosificaciones de N pueden crear una deficiencia severa de S y viceversa. tales como el sulfidrilo (Grupo SH). thiamina y vitamina B1). f ) Limitante de los efectos adversos generados por la sequía y el frío en los cultivos. glutathion y coenzyma A. en relación con su significado en la fisiología de la planta. olor y sabor en hortalizas. es importante tomar en consideración la interacción del azufre con el nitrógeno y el fósforo. componentes esenciales de aceites.

para las leguminosas oscila 71 . La interacción S con P es también importante. Los cultivos con una alta producción de materia seca. trayendo como resultado un incremento en la pérdida de sulfatos por lixiviación (Pasricha y Fox.40 20 . Esta circunstancia es particularmente importante para el cultivo de la papa en Colombia. REQUERIMIENTOS DE AZUFRE El requerimiento total de S por los cultivos depende de la especie. también demandan altos niveles de S. 1993).30 20 . tal como se observa en los resultados experimentales obtenidos en Colombia. así como las crucíferas y brásicas. de los niveles de rendimiento o de la materia seca producida.20 10 . Los cultivos ricos en proteína (leguminosas). por cuanto las dosificaciones de fertilizante fosfórico que recibe este cultivo suelen ser muy altas. es de esperar que la demanda de S en esta especie dependa acentuadamente de la variedad cultivada. Para los cereales.17% y 0. Spencer (1975) ha sugerido las siguientes cifras de requerimientos de S para algunos cultivos: Cultivo Cereales de grano Algodón Caña de azúcar Tabaco Crucíferas kg S/ha 5 .sobre la asimilación y el metabolismo del S en la planta (Kanwar y Mudahar. tienen una alta demanda de azufre. Para rendimientos promedios comerciales. Pasricha y Fox. 1990). y aquéllos que presentan demandas moderadas extraen entre 15 y 35 kg S/ha. desde los sitios de adsorción. 1993. El contenido de S en los tejidos vegetales varía mucho entre especies. el contenido en base seca puede estar entre 0. Murphy. los cultivos con altos requerimientos necesitan entre 20 y 50 kg S/ha. Malavolta (1979) presenta la siguiente información sobre requerimiento de azufre: Rendimiento tubérculos (ton/ha) 40 56 Requerimiento de S (kg/ha) 15 25 Sin embargo.60 40 . tales como la caña de azúcar y el maíz. 1986. 3.80 Para el caso del cultivo de la papa. Las altas dosificaciones comúnmente utilizadas en la fertilización fosfórica de algunos cultivos pueden generar el desplazamiento de los iones sulfato. De lo anterior resulta concluyente que las dosificaciones elevadas de fósforo en la fertilización pueden resultar en una disminución en la asimilación y el contenido de azufre en la planta (Pierre et al.18%. 1990).

DISPONIBILIDAD DE AZUFRE Los primeros trabajos de investigación sobre la disponibilidad de azufre en suelos de Colombia fueron realizados por Domínguez y Rodríguez (1971) y por Ayala. que una proporción de las áreas estudiadas mostraba un potencial significativo a la deficiencia de S en sus suelos.17 y 0.008M. 1992).7% (Kanwar y Mudahar. Guerrero y Gamboa (1973). Para el caso del cultivo de la papa. en tanto que para las crucíferas puede variar entre 1. en suelos de los altiplanos andinos de Nariño.21% S. y los tallos se tornan delgados (Kanwar y Mudahar. 1994. al iniciar la década de los años 90. pudiéndose presentar lo que se conoce como “hambre escondida”.10 10 . Debido a que la deficiencia de S genera clorosis. baja (33%) o muy baja (54%) (Lora. puede observarse una ligera pérdida (desteñimiento) del color verde en el follaje (Barrera.24% y 0.* Regiones de clima frío Nivel Cundinamarca Muy bajo Bajo Medio Alto -24 47 24 5 89 Boyacá 52 35 4 9 90 Nariño 70 23 3 4 56 Norte de Santander 71 22 3 4 112 Total Antioquia 45 55 --11 54 33 8 5 358 S-disponible1 ppm <5 5 . 1986). 1 Extracción con Ca(H2PO4)2 0. desde entonces. bajo condiciones de campo suele ser difícil distinguirla de la deficiencia de N. planteando. En cualquier caso.0% y 1. 4. en una alta proporción. En el cultivo de la papa suele ser difícil observar la deficiencia. el desarrollo productivo suele reducirse más que el crecimiento vegetativo. aunque la de S afecta más a las hojas jóvenes.32%. la disponibilidad de S en los suelos de clima frío en Colombia resultó. Guerrero y Montenegro. encontraron que. TABLA 1. 1986). Con base en lo anterior. del convenio suscrito entre Monómeros Colombo Venezolanos. S. contrario a lo esperado. 72 . 1994). y el Instituto Colombiano Agropecuario. Distribución porcentual de los niveles de disponibilidad de azufre en los suelos de las regiones andinas de clima frío. Sin embargo.A.entre 0.15 > 15 N de muestras o * Lora (1992). Guerrero y Montenegro (1994) reportan cifras de contenido foliar entre 0.

explicándose así. 1983. cuya ocurrencia en los Andisoles suele estar limitada por la formación de complejos arcillas amorfas-humus. Respuesta de la avena forrajera. Burbano y Blasco (1975). Como es obvio. González. en un suelo ubicado en la falda del volcán Galeras (Pasto. Nariño). excepto Cundinamarca. y el reporte efectuado por Bornemisza (1990). bajo condiciones de invernadero. Cabe destacar la respuesta significativa a la vista (Fotografía 1) que se obtuvo con dosificaciones de azufre en la avena forrajera. en estas regiones se esperaba una alta o muy alta disponibilidad del elemento. 1982. 1987).0008M] como la más confiable. los experimentos de invernadero han identificado a la solución de fosfato monocálcico [Ca(H2PO4)2 0. 73 . Las investigaciones realizadas por Blasco (1972). Ballesteros. 1993. 1995). bajo condiciones de invernadero. se presentan con una alta proporción (45 al 71%) de suelos con nivel muy bajo de Sdisponible. 1979. siendo los niveles críticos para el diagnóstico aquéllos que se presentan en la Tabla 1 (Guerrero y Burbano. Guerrero y Burbano (1979). la deficiencia. son concluyentes en el sentido de que en los suelos derivados de cenizas volcánicas (Andisoles). la disponibilidad de este elemento depende primordialmente de la mineralización del S-orgánico. Rivera y Zarama. En cuanto a la metodología de extracción del S-disponible y los consiguientes niveles críticos para su diagnóstico. las regiones del clima frío. sino también por su origen volcánico que suele estar asociado con altas concentraciones de S mineral (Guerrero. Lora y Gómez. 1994. Grijalba. aunque abunda el contenido de S mineral. como se observa en la Tabla 1.En efecto. no solamente por los altos niveles de materia orgánica en sus suelos. trabajan- FOTOGRAFÍA 1.

O. con máximos que están superando las 50 ton/ha. lo cual limita 32 31 30 29 Rendimiento (ton/ha) Azufre elemental M. la respuesta positiva a la aplicación de fertilizante azufrado es clara. la importancia económica y social del cultivo de la papa en Colombia es suficientemente conocida.do con un suelo ubicado en las faldas del volcán Galeras (Pasto . a nivel comercial. 5. 74 . en particular cuando se aplicó sulfato de amonio o sulfato de calcio como fuente. Nariño. está actualmente cercano a la 18 tonM/ha.Nariño). en comparación al tratamiento testigo (sin azufre). 0. resultado explicable por las bajas temperaturas reinantes en el suelo con altitud superior a los 3.008M] Sulfato de calcio Sulfato de amonio Testigo 28 27 26 25 24 23 22 21 20 0 20 40 60 Dosis de azufre (S) (kg/ha) FIGURA 1. con la variedad “parda pastusa”.000 msnm. para tubérculos de primera clase. Como era de esperarse. Chacón y Rosero (1989). Como se ve. se observan en la Figura 1. Los resultados de rendimiento. 1994). cuya última erupción tuvo lugar al iniciar la década de los 90´s (Rivera y Zarama. S-elemental S-disponible: 9ppm [Ca(H2PO4)2 . la respuesta obtenida con el azufre elemental fue muy limitada. Efectos de la aplicación de diferentes fuentes y niveles de azufre sobre la producción de tubérculos de papa variedad “Parda Pastusa” (tipo primera) en un suelo del municipio de Pupiales. en la dosis de 40 kg de S/ha. por Chacón y Rosero (1989). RESPUESTA DEL CULTIVO DE LA PAPA A LA FERTILIZACIÓN CON AZUFRE Como se mencionó anteriormente. con los cuales se consiguieron incrementos cercanos a las 7 ton/ha. El primer experimento de campo sobre fertilización azufrada se efectuó en un Inceptisol de Pupiales (Nariño). El rendimiento total de tubérculos.

en tanto que se manifestó positiva y significativamente a las dosificaciones del elemento. Así mismo. lo que podría haber dificultado. y no se justificaría utilizar dosis superiores a los 60 kg de S/ha. 1993). ya que en el realizado en “Villapinzón” la disponibilidad de agua lluvia fue algo escasa. Haneklaus y Murphy. en comparación con el testigo. la dosis de S requerida fue de 90 kg de S/ha. tanto la disolución como la oxidación del S-elemental. tanto con el sulfato de amonio como con el de calcio. Por consiguiente. los suelos se sometieron a un adecuado plan de fertilización. Con el convenio ICA-Monómeros se efectuaron dos experimentos de campo para evaluar fuentes y dosis de azufre. al igual que la respuesta al S. En efecto. con cifras de incremento en rendimientos de tubérculos que variaron entre 6 y 7 ton/ha. el trabajo del S-elemental mejoró ostensiblemente cuando se mezcló con estiércol de establo (6 ton/ha). 1993). el rendimiento tiende a decaer. En el Andisol de “San Jorge”. básica completa. 1995). No sobra advertir que en los dos experimentos anteriores. De otra parte. en dos localidades con suelos diferentes (Inceptisol y Andisol) de la zona papera en Cundinamarca (Barrera. Argüello y Rojas. con todas las fuentes usadas. se obtuvieron con sulfato de amonio (38 a 40 ton/ha). resultado que denota el efecto benéfico de ese material orgánico sobre la oxidación del S. sin que las diferencias entre estos dos fertilizantes hayan tenido significación estadística. “Parda Pastusa”) a la fertilización con azufre fueron marcadamente diferentes en las dos localidades. sin embargo. por la diferencia en condiciones climáticas. Esta tendencia se explica. por el papel de la relación N/S. 1994. pueden constituirse en un factor adverso para el adecuado metabolismo del nitrógeno (Schnug. Es evidente que las respuestas de la papa (var. en los tratamientos que recibieron sulfato de amonio. en relación con el testigo sin azufre. En este caso. La divergencia entre el comportamiento del S-elemental. En el Inceptisol de “Villapinzón” la respuesta al S-elemental fue nula. Los rendimientos más altos. al comparar con el testigo sin azufre (Tabla 2). De 75 . sin un equilibrado suministro de N. en los dos experimentos. el S-elemental permitió obtener respuestas positivas similares a las que se alcanzaron con el sulfato de calcio. el adecuado ajuste de la fertilización nitrogenada. acorde con el diagnóstico previo de la fertilidad. al menos parcialmente. en cambio. Los resultados obtenidos en estos experimentos se presentan en la Tabla 2. en dosis de 60 kg de S/ha. cuyos suelos presentaron niveles de Sdisponible cercanos a 5 ppm. alcanzando incrementos de rendimiento hasta de 10 ton de tubérculos por hectárea.acentuadamente la oxidación requerida por el S para su conversión a sulfato (SO4=) asimilable por la planta (Pasricha y Fox. con el objeto de que su dosificación quede a nivel con los demás tratamientos. probablemente. El incremento en rendimiento conseguido con el sulfato de amonio o el sulfato de calcio alcanzó las 10 ton/ha. obteniéndose un máximo con 40 kg de S/ha. podría explicarse. No obstante. resulta claro que con la dosis de 60 kg de S/ha. las dosis crecientes de S. la respuesta a la dosis de S se manifiesta con tendencia cuadrática. se realizó obviamente. así como en el realizado en Pupiales.

76 . se presentan en la Tabla 3.) var. Sulfato de amonio 24 28 31 27 28 27 31 32 35 35 28 30 32 34 35 30 38 40 30 30 otra parte. Los resultados obtenidos. “Parda Pastusa”) al reabonamiento con este fertilizante (aplicación en el primer “aporque”). podría pensarse que en el Andisol de “San Jorge” una mejor actividad de las bacterias oxidantes del azufre. en Túquerres y Cubiján. No obstante. si se toma en cuenta la baja temperatura reinante en la zona (11 . partiendo de tres dosis de fertilizante NPK (1326-6) aplicadas en la siembra. Guerrero y Montenegro (1994) llevaron a cabo dos experimentos de campo en Andisoles de los altiplanos andinos del sur (Nariño). “Parda Pastusa” a fuentes y dosis de azufre en un Inceptisol y un Andisol de Cundinamarca. resulta curioso que la oxidación de S haya sido significante. 1 Argüello y Rojas (1995). Habida consideración de los resultados destacados obtenidos con el sulfato de amonio. El objetivo primordial estuvo encaminado a evaluar la respuesta de la papa (var.TABLA 2. con la consecuente conversión de S a SO4=. (S-disponible < 5 ppm). para rendimiento de tubérculos.* Rendimiento total (TM/ha) Dosis de S kg/ha Azufre elemental Sulfato de calcio "Villapinzón" (Inceptisol) 0 30 60 90 120 23 22 23 24 25 22 30 32 32 27 "San Jorge" (Andisol)1 0 30 60 90 120 * Barrera (1994). L. permitió alcanzar una mejor eficacia fertilizante con el S-elemental. Respuesta de la papa (Solanum tuberosum.12 °C).

9 49. Con las dosis de 1.7 57.5 ton/ha) se obtuvo con la dosis de 83 kg de SAM/ha (20 kg de S y 17 kg de N/ha). respectivamente) se alcanzaron cuando en el reabonado se aplicaron 166 kg de SAM/ha (40 kg de S y 34 kg de N/ha). los más altos rendimientos de tubérculos (24.8 24.2 Andisol2 Cubiján 48.000 166 250 0 83 1. En el experimento efectuado en el Andisol de Cubiján (Altiplano de Pasto) (Fotografía 2).8 20. provistas en el reabonamiento con SAM.000 166 250 * 1 2 3 Guerrero y Montenegro (1994). SAM = Sulfato de amonio.7 22. fue independiente de la dosis de 13-2677 . el efecto de las dosificaciones de S y N.7 27. ubicado éste en las proximidades del volcán Galeras. “Parda Pastusa”.8 22.0 64.7 22.9 55.1 50.3 55. al abonamiento con 13-26-6 y al reabonamiento con sulfato de amonio (SAM) en dos Andisoles de Nariño.500 kg de 13-26-6/ha.01) de la dosis de 13-26-6 aplicada en la siembra. Respuesta de la papa (Solanum tuberosum.3 57. S-disponible: 5 ppm. S-disponible: 6. En cambio.1 En el Andisol de Túquerres. el efecto del reabonamiento con sulfato de amonio (SAM) dependió estadísticamente (P < 0.7 24.000 ó 2.4 50.8 26.6 24.500 166 250 0 83 2.000 kg de 13-26-6/ha.2 55.8 ton/ha.5 60. L.7 ton/ha y 27.* Tratamientos Abonamiento 13-26-6 kg/ha SAM kg/ha 0 83 1. para la dosis de 1. el rendimiento más alto (31.TABLA 3.5 31.5 28.0 60.) var.5 ppm. 3 Reabonamiento S kg/ha 0 20 40 60 0 20 40 60 0 20 40 60 N kg/ha 0 17 34 52 0 17 34 52 0 17 34 52 Rendimiento de tubérculos ton/ha Andisol1 Túquerres 20.

500 kg de 13-26-6/ha y 250 kg de SAM (60 kg S y 52 kg N/ha) se obtuvo el máximo rendimiento total de tubérculos (64. Con 1. 6 aplicada en la siembra (interacción 13-26-6 x SAM no significativa). y el testigo (a la derecha). Rendimiento de tubérculos de papa en parcelas experimentales que recibieron 1.500 kg/ha de fertilizante Nutrimón (13-26-6) con 40 kg/ha de azufre (SAM) en el reabone (a la izquierda). 78 . superando al testigo sin reabonamiento en 9 ton/ha (Fotografía 3). Parcelas del experimento en Cubiján (altiplano de Pasto).FOTOGRAFÍA 2.3 ton/ha). FOTOGRAFÍA 3.

000 . resulta obvio el alcance positivo de su beneficio económico.2. De los anteriores resultados experimentales se pueden formular algunos planteamientos. en su condición de Andisoles que han recibido emanaciones volcánicas recientes del volcán Galeras (1989-1993) (Fotografía 4). • La dosis de S requerida para alcanzar un máximo rendimiento de tubérculos dependió de la fuente fertilizante.En estos resultados se manifiestan las respuestas altamente positivas y significantes. Así mismo. 1990).000 ppm). sin embargo. El sulfato de calcio y el S-elemental demandaron dosificaciones de 60 a 90 kg de S/ha. Los incrementos en los rendimientos de tubérculos dependieron del suelo. De otra parte. con el suministro de azufre.008M) se encontraba cercano o igual al nivel crítico de 5 ppm. resultantes que corroboran las ya descritas y analizadas previamente. en razón de las pérdidas por lixiviación que se generan (Kass et al. Barrera (1994) y Argüello y Rojas (1995). bajo las condiciones del experimento. En algunos casos. con este último fertilizante el efecto positivo fue mínimo o nulo. alcanzando máximos entre 6 y 10 ton/ha. el efecto positivo del reabonamiento con sulfato de amonio parece estar asociado. los contenidos de materia orgánica y. 1978). principalmente.10 ppm) o muy bajos (< 5 ppm). mayormente de naturaleza mineral no disponible (Guerrero. lo cual puede explicar. las deficiencias de azufre. cuyo nivel de S-disponible (extracción con fosfato monocálcico 0. en parte. y lo contrario ocurrió para el rendimiento más bajo (S-foliar = 0. pueden ser desplazados por los fosfatos aplicados en altas dosificaciones en estos suelos. Los niveles de máximo rendimiento alcanzados en el experimento de Cubiján (Altiplano de Pasto) coincidió con la más alta concentración de S-foliar (0. los Andisoles adsorben grandes cantidades de SO4= en los sitios de intercambio (Jiménez y Cordero. 1987). Resulta particularmente llamativo que los suelos del clima frío en los altiplanos andinos del sur. derivadas del reabonamiento con sulfato de amonio. lo cual supone que. que fueron obtenidas por Chacón y Rosero (1989). en tanto que el sulfato de amonio requirió solamente de 30 a 60 kg S/ha.22%). muestren deficiencias severas de azufre. “Parda Pastusa”) respondió positiva y significantemente a la fertilización con azufre. 1984. sobre el rendimiento de tubérculos de papa en dos andisoles. seguidos por los alcanzados con el sulfato de calcio y el S-elemental. confirmadas por resultados experimentales. • Los máximos incrementos en rendimiento se obtuvieron con el sulfato de amonio. el cultivo de la papa (var. pero su eficacia mejoró cuando se mezcló con estiércol. • Dada la magnitud del incremento en rendimientos obtenido con la fertilización azufrada. por ende. de Sorgánico en estos suelos son altos. De hecho. los contenidos de S-total en estos suelos son altos (1. a manera de conclusiones: • Tanto en Inceptisoles como en Andisoles con niveles de S-disponible bajos (5 . 1988).16%). Bornemisza et al. pero su mineralización puede ser débil a causa de la formación de organometálicos con las arcillas amorfas o de relaciones C:S inadecuadas (Bornemisza. particularmente 79 . la dosis de S y la fuente fertilizante utilizada.

• Para el cultivo de la papa. Tres a cinco bultos (50 kg) de sulfato de amonio aplicados en el primer aporque. presente un alto nivel de variación. (40 a 60 kg de S/ha) resultan suficientes para satisfacer la demanda de azufre por la papa. Erupción del 6 de mayo de 1989. para el diagnóstico foliar. El exceso de S puede generar limitantes de productividad en el metabolismo del N.500 kg de 13-26-6/ha). para rendimientos esperados próximos o superiores a las 30 ton de tubérculos por hectárea. debido a las ventajas que ofrecen una dosificación más baja. ligado principalmente a los ciclos de lluvia-sequía-lluvia en el campo. • La determinación de S en el laboratorio suele ser difícil y sujeta a frecuentes errores. 80 . para obtener muy alto rendimiento. resultó exitoso cuando fue acompañado de una adecuada dosificación NPK en la siembra (1. • El reabonamiento de la papa con azufre y nitrógeno. está cercano al 0. • El adecuado manejo de la fertilización azufrada demanda un diagnóstico preciso de la disponibilidad de azufre en los suelos y/o de su contenido en las hojas. • Es probable que el nivel de S-disponible en un mismo suelo. Debe buscarse el servicio de un laboratorio solvente y altamente confiable. en el caso del sulfato de amonio. en Andisoles deficientes en azufre. utilizando sulfato de amonio. Volcán Galeras (San Juan de Pasto). un nivel crítico preliminar.FOTOGRAFÍA 4. y al suministro adicional de nitrógeno.2% S.

Fase III.F.20 0 . Bogotá.90 40 .J. O.R. El sulfato de amonio está habilitado para aplicación en postsiembra (con primer aporque). Tesis de Ingeniero Agrónomo. Finalmente. S.C.. 1994. A. Fertilidad de Suelos.S.60 20 .J. L. Contenido y metabolismo del azufre en suelos volcánicos de 81 . 1972. Diagnóstico y Control.C. 1 Aplicació n en siembra o reabono (1er aporque).20 S-disponible* ppm <5 5 . L. U. Facultad de Ciencias Agropecuarias. en una primera aproximación. ed. La fertilidad de los suelos de clima frío y la fertilización de cultivos.• Fuentes fertilizantes azufradas como el sulfato de calcio y S-elemental exigen aplicaciones tempranas (presiembra o siembra). 1995.40 0 . L. Y GAMBOA.) en un Inceptisol y un Andisol de Cundinamarca. 32: 401-416. Anales de Edafología y Agrobiología (España). 1era aproximación. Bogotá. Dosis de azufre (S) kg/ha Sulfato de amonio1 40 . TABLA 4.. M.M. En: Silva. Estudio del azufre en algunos suelos de Nariño y Putumayo. pp: 419-463.40 10 . S. AYALA. L. GUERRERO. 2 Aplicació n en presiembra o siembra. 1973.F. las recomendaciones para la fertilización con azufre de la papa en Colombia. de acuerdo con la información presentada y discutida.10 Sulfato de calcio2 60 . Estudio sobre el efecto de fuentes y dosis de azufre en el cultivo de la papa (Solanum tuberosum. y ROJAS. BALLESTEROS. Evaluación de niveles críticos de azufre disponible en suelos del valle geográfico del río Cauca.60 20 . Dosificación de azufre para el cultivo de la papa en Colombia. 98p.008M. BARRERA. BLASCO. Palmira. Informe Convenio ICA-Monómeros. la Tabla 4 recoge.10 10 . 1995.15 > 15 * Extracció n con Ca(H2PO4)2 0. Primera aproximación. BIBLIOGRAFÍA CITADA ARGÜELLO. Para rendimientos cercanos o superiores a 30 ton/ha. R. Universidad Nacional. 28p.

IICA.E. Universidad de Nariño. 10: 232-244. 88p.H. CASTILLO. Tesis de Ingeniero Agrónomo. Agronomía Costarricense. O. F. Tesis de Ingeniero Agrónomo. Sulphur in Agriculture. y BLASCO.H. Universidad de Nariño. 24: 13-16. G. O. Nariño. “Parda Pastusa” al reabonamiento con nitrógeno y azufre en Andisoles del Altiplano de Pasto y la sabana de Túquerres. L. Suelos Ecuatoriales.V. y RODRÍGUEZ. 1994. Suelos Ecuatoriales. BURBANO. Respuesta de la papa (Solanum tuberosum. E. U. 110p. 1978. 82 . L.R. L. Serie Informes y Conferencias. 77p. En: II Panel sobre Suelos Volcánicos de América. Resúmenes. 1988. Cursos y Resúmenes No 82. y ROSERO. S. 1983. Caracterización del azufre y su disponibilidad en algunos suelos del Meta. Tesis de Ingeniero Agrónomo. GONZÁLEZ. A. Estudio sobre algunos aspectos del azufre en el Altiplano de Pasto. Memorias. R. Universidad de Nariño.M. Costa Rica. 1971. Disponibilidad de azufre en suelos de la vertiente pacífica de Costa Rica. M. Pasto.R. Pasto. 1987.Centroamérica. L. C.V. 1989.A. R. Bogotá. 80p. Tesis de Químico. R. DOMÍNGUEZ.. 69p. y BALCÁZAR. La investigación del azufre en Colombia. Estado actual y perspectivas. y BURBANO. Sulphur in soils of Central America. Turrialba 25: 429-435.C.R. GUERRERO.) a la aplicación de diferentes fuentes y niveles de azufre en un suelo del municipio de Pupiales (Nariño). Universidad de Nariño. pp: 45-66. 2: 137-145 BORNEMISZA. JIMÉNEZ. Respuestas de la coliflor a la fertilización con fósforo. Suelos volcánicos de Nicaragua II. San José. M. y CORDERO.G.S. PCCMCA. 1990. CHACÓN. 14: 13-15. Evaluación de la disponibilidad de azufre en suelos cañeros de la cuenca media del río Guaitará (Nariño).C. Pasto. Pasto. Seminario sobre el Azufre en la Agricultura. boro y azufre en un Typic hydrandepts de Fraijanes.J.H. Costa Rica. G. GRIJALBA. Universidad Nacional. E.A.) var. 34 Reun. 1975. GUERRERO. y MONTENEGRO. A. 1993. Facultad de Ciencias Agrícolas. pp: 107-123. Respuesta de la papa (Solanum tuberosum. Fracciones de azufre y niveles críticos de disponibilidad para la planta en suelos de los Llanos Orientales y la Sabana de Bogotá. F. BORNEMISZA. GUERRERO. 1979.

Potash and Phosphate Institute. Advances in Agronomy. PIERRE. L. SCHNUG. 65p. Tech. 247p.C. S. Fertilizer sulfur and food production. 1984. 1993. 17: 8-12. M. El azufre en la agricultura colombiana.S. MORRIS. No 4. Maize yield response to sulphur and phosphorus applied under different tillage systems in the Dominican Republic. y MUDAHAR. D.J. fósforo y zinc. SPENCER. USA. Caracterización y disponibilidad de azufre en suelos del Sur del Huila. N. Respuesta del maíz y sorgo cultivados en asocio. Martinus Nijhoff. Universidad de Nariño. Sydney. potasio. 1993.. No publicado. R. y GÓMEZ. y ARIAS. Sulphur nutrition an quality of vegetables. Sulphur in Agriculture.. y FOX. Preprints. Fifteen years of sulphur research in Ireland. J.S. Berne. SCHNUG. D. 12(1): 37-51. Resúmenes 30 Reunión PCCMCA. Instituto Colombiano Agropecuario. 1980. 50: 209-269. 14: 3-7. C. 1990. The world market for plant nutrient sulphur. MURPHY. 1987. pp: 98-116. HANEKLAUS. 1992. In: International Conference Sulphur-87. 14: 10-12 PASRICHA. E. Suelos Ecuatoriales. E. Atlanta. Houston. magnésio e enoxofre nos solos o culturas Brasileiras”. J. LORA. Bogotá. S. Georgia. Switzerland. Dordrecht. pp: 522. R. y MURPHY. Convenio ICA-Monómeros. 120p.KANWAR. a la aplicación de azufre. Australia. McLanchlan. 1979. 1990. 1982. 1994. K. In: Sulphur in Australian Agriculture.D.A. 1986. REYES.R. “Potassio. 83 . et al.S. K. Managua. British Sulphur Corporation. y ZARAMA. Sydney University Press.S. en la región noroeste de Nicaragua. KASS. 91p. R. 1975. Tesis de Ingeniero Agrónomo. and the International Potash and Phosphate Institute. R. Sulphur in Agriculture.D. Bull. Impact of sulphur fertilization on fertilizer nitrogen efficiency. 14: 16-19. Sulphur in Agriculture. Sulphur in Agriculture. M. Fase I.L. Sulphur Requirements of Plants. ed. LORA. RIVERA. S. Nicaragua. MALAVOLTA. Pasto. Plant nutrient sulphur in the tropics and subtropics. Informe Final. Evaluación de la disponibilidad de azufre en suelos del Altiplano de Pasto. E. R.

La fracción arcilla de estos suelos está dominada por alofana e imogolita (minerales amorfos de rango corto) que provienen de la meteorización de los materiales piroclásticos producto de recientes deposiciones volcánicas. Ecuador.. En ciertos cultivos. no han logrado correlacionar adecuadamente el contenido de P en el suelo con las recomendaciones de fertilización. Una de las características más importantes de los Andisoles es su capacidad para inmovilizar (fijar) fósforo (P) en la superficie de los minerales amorfos. Aparentemente. 84 .A. INTRODUCCIÓN Los suelos derivados de cenizas volcánicas (Andisoles) cubren una gran extensión de América Central y América del Sur. los estudios de calibración. desplazamiento de silicio *I. MECANISMOS DE FIJACIÓN EN ANDISOLES Inicialmente se consideró que la fijación de P en los Andisoles ocurría solamente en las superficies activas de la alofana y la imogolita.FIJACIÓN DE FÓSFORO EN SUELOS DERIVADOS DE CENIZA VOLCÁNICA Y FERTILIZACIÓN FOSFÓRICA DEL CULTIVO DE LA PAPA José Espinosa* 1.D. Instituto de la Potasa y el Fósforo (INPOFOS). Investigación conducida en los últimos años ha demostrado que los complejos humus aluminio (Al) juegan también un significativo papel en el comportamiento de los Andisoles. Quito. 2. Esta es la principal limitante química de los Andisoles. la capacidad de fijación de P de los Andisoles varía con el tipo de arcilla presente y esto a su vez cambia el efecto residual de las aplicaciones de fosfato. Ph. Los mecanismos de fijación de P en la alofana e imogolita incluyen procesos como quemiadsorción.

Este fuerte acomplejamiento del Al con el humus limita la posibilidad de coprecipitación de Al con Si. Datos de un experimento exploratorio de invernadero diseñado para estudiar la relación entre el carbono total y la fijación de P se presentan en la Tabla 1. Se sembró sorgo en macetas que contenían suelo tratado con diferentes dosis de P. 1980.(Si) estructural y precipitación. Estos procesos se han documentado en Andisoles de Japón y Colombia (Inoue y Higashi. Nanzyo. Los grupos hidroxilo combinados con el Al acomplejado entran en reacciones de intercambio de ligandos con HPO4= y H2PO4. la capacidad de fijación de este suelo. 1988. Sollins. La fracción humus en Andisoles forma fácilmente complejos con metales como el Al. 1987). esto también indicaría cuales minerales arcillosos se formarían a partir de la ceniza volcánica en determinadas condiciones y la intensidad de la fijación de P. Se esperaba que las altas dosis de P podrían satisfacer. Indirectamente. 1980. 1988). Después de la cosecha. se caracterizó la retención de P en los suelos de cada una de las macetas usando la técnica descrita por Fassbender (1969). Sin embargo. y por lo tanto limitan también la formación de alofana e imogolita. 1991). liberados de la descomposición de la ceniza volcánica. Benavides y González. Aparentemente los suelos alofánicos tienden a fijar menos P. 1991). 1985. 85 . Los datos de este experimento sugieren que de hecho existe una estrecha relación entre el carbono total y la fijación de P. Se observa también que la retención de P no se reduce con las altas dosis de P aplicadas a este Udand que tiene un alto contenido de carbono total.000 m sobre el nivel del mar). se ha reconocido la importancia de los complejos humus-Al en este proceso (Wada. o al menos reducir. fijando fuertemente el P aplicado (Wada. Evidencia indirecta obtenida en Andisoles de Ecuador y Colombia permite concluir que la fijación de P está estrechamente relacionada con el contenido de carbono en el suelo (complejos humus-Al). O O C O P OH O Al OH OH FIGURA 1.como se observa en la Figura 1. Representación esquemática de la fijación de P en la superficie de los complejos humus-Al (Sollins. Sadzawka y Carrasco. La acumulación de materia orgánica es mayor en suelos volcánicos localizados a mayor altitud (> 2.

88** 60 50 40 30 20 10 0 0 5 Carbono total (%) 10 15 FIGURA 2.1 1. es aparente que en Andisoles. 86 .9 5.1 1.763 + 8.2 1. En la Figura 2 se presenta la correlación entre el P fijado y el contenido de carbono total de 42 Andisoles de Ecuador. 1987 Carbono total Udand % 5. Será necesario conducir experimentos de campo para confirmar si esta relación se mantiene y cómo estos parámetros se podrían relacionar con el diagnóstico del contenido de P en el suelo y con las recomendaciones de fertilización.* Dosis de P2O5 kg/ha 0 150 300 450 * Espinosa et al.3 4. Efecto de las dosis de P en la subsecuente retención de P en dos Andisoles de Ecuador con diferente contenido de carbono. 100 90 80 70 Fósforo fijado (%) Y = 1. el contenido de carbono total podría ser un buen parámetro para determinar la capacidad de fijación de P de un suelo.748 (X) r = 0.0 5.1 P fijado después de la 1era cosecha Udand % 42 40 40 42 Eutrand % 14 11 8 8 Desde el punto de vista práctico. Correlación entre el contenido de carbono total y el porcentaje de fijación de P en Andisoles de Ecuador.TABLA 1.1 Eutrand % 1.

87 . aun cuando el contenido de P en el suelo extraído con NaHCO3. EFECTO RESIDUAL DE APLICACIONES DE FÓSFORO EN ANDISOLES Datos de investigación de varias partes del mundo han reportado que los estudios de calibración. aun cuando el análisis de suelo no reflejaba este hecho.3. Respuesta a la aplicación de P en un Eutrand de Hawai. Bray 2 = 175. y el efecto residual es bajo. Brachiaria Dosis de P µg/g 0 50 150 Rendimiento relativo % 4 76 100 Dosis de P µg/g 0 240 520 850 Contenido de P en el suelo (ppm) = Bray 1 = 61. conducidos en Andisoles. fue de nuevo bajo (Tabla 3). en las mismas parcelas pero sin aplicación de P. para correlacionar el P extractable con el rendimiento y los requerimientos de P de los cultivos no han sido siempre exitosos. el rendimiento de tubérculos en el tercer ciclo. Se supone que el nivel crítico general para estos suelos es 12 ppm. Se sospecha que existiría la misma tendencia si se hubiesen utilizado otros extractantes en el análisis de P en el suelo. Olsen = 35. Sin embargo. respectivamente. Adaptado de Fox (1980). En estos experimentos se cultivó papa en las mismas parcelas por tres ciclos consecutivos. Por otro lado. TABLA 2. En la Tabla 2 se presentan datos de un experimento de invernadero conducido en un Andisol de Hawai. 1991). los datos de rendimiento indican que el contenido de P en el suelo no fue suficiente para mantener el crecimiento de dos plantas indicadoras. existió una apreciable respuesta en rendimientos a las dosis crecientes de P en todos los ciclos. Sin embargo. Lechuga Rendimiento relativo % 26 59 79 96 Resultados similares se obtuvieron en experimentos de campo conducidos en Andisoles de la Sierra alta de Ecuador (INIAP. El contenido de P se incrementó a 38 y 59 ppm en las parcelas que recibieron una aplicación de 300 y 450 kg de P2O5/ha. La misma tendencia se observa tanto en las aplicaciones bajas como en las aplicaciones altas de P. Los resultados presentados en la Tabla 3 indican que los rendimientos obtenidos en la parcela testigo son bajos. brachiaria y lechuga. es alto (28 ppm). tenía un adecuado suplemento de P. Los datos presentados en la Tabla 4 sugieren que aún aplicaciones de dosis muy altas de P no satisfacen la capacidad de fijación de este suelo. de acuerdo con el análisis de suelo. el cual. indicando que el efecto residual de P es bajo.

44 32.90 12.33 11. Este hecho podría permitir una mayor caracterización de la fijación de P en suelos derivados de ceniza volcánica. hasta hace poco.28 Nivel de P1 ppm 28 41 46 28 32 40 27 38 64 34 59 89 1 Contenido de P en el suelo después del tercer ciclo.09 ---18.44 15.12 P2O5 kg/ha 0 300 300 0 0 150 0 0 300 0 0 450 Ciclo 3 Rendimiento ton/ha 6.39 31. según el análisis de suelo.21 24.3% y se considera que los complejos humus-Al serían los componentes dominantes en la fracción arcilla.74 -P2O5 kg/ha 0 0 300 0 150 150 0 300 300 0 450 450 Ciclo 2 Rendimiento ton/ha 6.32 34.84 42. P extraí do con NaHCO3 (Olsen).90 32. Este nuevo agrupamiento. 1988). 88 . para agrupar todos lo suelos derivados de materiales volcánicos (ICOMAND. A partir de 1988 se creó un nuevo orden de suelos denominado Andisol. Arnold. Efecto residual de P en el rendimiento de papa y la relación con el contenido de P. imogolita o complejos humus-Al y.65 35. dentro de la taxonomía de suelos. Es difícil distinguir entre suelos dominados por alofana.63 13.54 39. Para obtener un adecuado rendimiento de tubérculos en este Andisol es necesaria la aplicación de P en cada ciclo (véase Fotografía 1).34 9.46 -27.19 8.45 7. los suelos conteniendo estos minerales estaban agrupados en el suborden Andept.09 28.04 5.55 45.37 32. permite la separación de los suelos dominados por complejos humus-Al de los suelos dominados por alofana e imogolita.92 36.60 --27. en el orden de los Inceptisoles. El contenido de carbono en este suelo es 5. El suelo utilizado en los experimentos descritos anteriormente (Udand) es típico de las áreas productoras de papas en el Ecuador.86 18. 1986. en un Udand de la Sierra Alta de Ecuador. Ciclo 1 P2O5 kg/ha 0 0 0 150 150 150 300 300 300 450 450 450 Rendimiento ton/ha -3.TABLA 3.90 39.

TABLA 4. Rendimiento de papa en el tercer ciclo en relación con las aplicaciones previas de P.
Ciclo 1 kg P2O5/ha 0 150 300 150 450 0 300 300 450 Ciclo 2 kg P2O5/ha 0 150 0 150 0 300 300 300 450 Ciclo 3 kg P2O5/ha 300 0 0 150 0 300 0 300 0 Total de P2O5 aplicado kg P2O5/ha 300 300 300 450 450 600 600 900 900 Rendimiento ton/ha 32,39 11,32 7,90 30,45 13,21 31,20 13,43 32,63 24,08

FOTOGRAFÍA 1. Efecto de la fertilización fosfórica en el cultivo de la papa (tercer ciclo de cultivo) en un Andisol del Ecuador.

89

Experimentos de largo plazo han demostrado que los niveles críticos de P, considerados adecuados para un cultivo en un tipo particular de suelo, cambian cuando se siembra otro cultivo en la rotación (Smith y Cravo, 1990). Observaciones similares se han reportado en suelos volcánicos de Ecuador y Colombia. Como se discutió anteriormente, el efecto residual de las aplicaciones de P en el cultivo de la papa es bajo en este tipo de suelos, pero lo contrario ocurre con mezclas forrajeras sembradas en el mismo suelo. La Tabla 5 ilustra la falta de respuesta a la aplicación de P en el cultivo de pastos, cuando el contenido de P en el suelo es alto (35 ppm extraídos con NaHCO3), observándose además un buen efecto residual. Este comportamiento sugiere que existen diferentes niveles críticos de P para diferentes cultivos sembrados en el mismo Andisol. Se necesita más investigación en esta área.
TABLA 5. Efecto de la aplicación y de la residualidad de P en el rendimiento de materia seca de una mezcla forrajera en un Udand de la Sierra Alta de Ecuador.
Dosis de P2O5 kg/ha 0 100 200
P aplicado antes de la siembra de la mezcla forrajera. Contenido inicial de P = 35 ppm extraído con NaHCO3.

Primera cosecha ton/ha 3,6 3,8 3,3

Cuarta cosecha ton/ha 3,4 3,7 4,3

La violenta actividad volcánica ocurrida en el pasado envió cenizas a la atmósfera, las cuales se movieron largas distancias antes de depositarse en la superficie. Esta es la razón par la cual existen suelos derivados de cenizas volcánicas a considerables distancias del punto de origen. Algunos de estos suelos se han desarrollado en ambientes de alta humedad y temperatura localizados a bajas altitudes. Se sospecha que en estos suelos la cantidad de alofana e imogolita es alto, pero el color del suelo continúa siendo oscuro y en la clasificación taxonómica antigua estaban clasificados como Dystrandepts, exactamente igual a los Andisoles de mayor altura que supuestamente tienen mayor contenido de complejos humus-Al. En el caso de estos suelos desarrollados en diferente ambiente, el análisis de suelo predice razonablemente bien la respuesta a la aplicación de P. Un ejemplo se presenta en la Tabla 6 (INIAP, 1990). 4. CONCLUSIONES El potencial de fijación de P en Andisoles parece estar relacionado con la presencia de diferentes materiales en la fracción arcilla, como resultado de las diferentes condiciones de meteorización de la ceniza volcánica. Los suelos dominados por complejos humus-Al parecen tener un mayor potencial de fijar P, lo cual aparentemente es difícil de satisfacer. 90

TABLA 6. Respuesta del maíz a la aplicación de P en un Udand de la Costa Tropical de Ecuador.
Dosis de P2O5 kg/ha 0 40 80 120
Contenido inicial de P = 12 extraído con NaHCO3.

Rendimiento ton/ha 7,5 8,4 8,3 8,1

El contenido de C total podría ser un arma de diagnóstico complementaria que ayude a determinar la capacidad de fijación de P en Andisoles. El análisis de suelos no predice satisfactoriamente el estado del P en el suelo para ciertos cultivos en Andisoles. Es aparente que diferentes cultivos tienen diferente nivel crítico cuando son sembrados en el mismo. Un mayor trabajo de calibración de los análisis de P en el suelo en Andisoles es necesario. BIBLIOGRAFÍA CITADA BENITEZ, G. y GONZÁLEZ, E. 1988. Determinación de las propiedades Andicas y clasificación de algunos suelos de páramo. Suelos Ecuatoriales 17: 58-64. ESPINOSA, J. et al, 1987. Evaluación agronómica de fertilizantes fosfatados en zonas altas de Ecuador. En: L. León y O. Arregocés (eds.), Memorias Seminario de Alternativas Sobre el Uso como Fertilizantes de Fosfatos Nativos de América Tropical y Subtropical. CIAT, IFDC, CIID. Cali, Colombia. FASSBENDER, H. 1969. Deficiencias y fijación de fósforo en suelos derivados de cenizas volcánicas en Latinoamérica. En: Panel sobre Suelos Derivados de Cenizas Volcánicas, IICA, Turrialba, Costa Rica. FOX, F.L. 1980. Soils with variable charge: Agronomic and fertility aspect. In: G. Theng (ed.), Soils with variable charge. Palmerton North, New Zealand Society of Soil Science. ICOMAND. 1986. International committee of the Classification of Andisols. Circular letter N 8. INIAP. 1991. Departamento de Suelos y Fertilizantes, Estación Exp. Sta. Catalina. Informe técnico 1990. Quito, Ecuador. 91

INIAP. 1991. Departamento de Suelos y Fertilizantes, Estación Exp. Tropical Pichilingue. Informe técnico 1990. Quevedo, Ecuador. INOUE, K. y HIGASHI, T. 1988. Al an Fe-Humus complexes in Andisols. In: D. Kinloch, S. Shoji, F. Beinroth and H. Eswaran (eds.), Proceedings of the Ninth International Soil Classification Workshop, Japan 20 July to 1 August, 1987. Published by Japanese Committee for the 9th International Soil Classification Workshop, for the Soil Management Support Services, Washington, D.C., USA. NANZYO, M. 1988. Phosphate reactions with andisols. In: D. Kinloch, S. Shoji, F. Beinroth and H. Eswaran (eds.), Proceedings of the ninth International Soil Classification Workshop, Japan 20 July to 1 August, 1987. Published by Japanese Committee for the 9th International Soil Classification Workshop, for the Soil Management Support Services, Washington, D.C., USA. Japanese Society of Soil Science. Tsukuba, Japan. SADZAWKA, M. y CARRASCO, M. 1985. Fósforo, En: J. Tosso (ed.), Suelos volcánicos de chile. Instituto de Investigaciones Agropecuarias. Santiago de Chile. SMYTH, J. y CRAVO, S. 1990. Phosphorus management for continuous corn cowpea production in a Brazilian Amazon Oxisol. Agron J. 82: 305-309. SOLLINS, P. 1991. Effects of soil microstructure on phosphorus sorption in soils of the humid tropics. In: H. Tielsen, D. Hernández López y L. Salcedo (eds.), Phosphorus cycles in terrestrial and aquatic ecosystems. Saskatchewan Institute of Pedology. Saskatoon, Canada. WADA, K. 1980. Mineralogical characteristics of andisols. In: G. Theng (ed.), Soils with variable charge. Palmerton North, New Zealand Society Soil Science.

92

LOS MICROELEMENTOS EN EL CULTIVO DE LA PAPA, CON ÉNFASIS EN CUNDINAMARCA Y BOYACÁ
Luis Barrera Barrera *

1. INTRODUCCIÓN En las zonas frías de Cundinamarca y Boyacá, las mayores coberturas se dan con praderas de especies introducidas, con predominio de Kikuyo (Pennisetum clandestinum). Las hortalizas están confinadas a la sabana de Bogotá, el valle de Samacá, el de Sogamoso y la zona circundante al lago de Tota. Los cereales (trigo, cebada y maíz) ocupan una extensión reducida. En el caso del maíz, esencialmente es un cultivo de pancoger. Estos cultivos, por hacer parte de las rotaciones, se deben de tener en cuenta, para el análisis de la dinámica de nutrimentos. Por lo general se fertiliza la papa y se utiliza el residuo para las cosechas subsiguientes. La papa es un cultivo de gran importancia socioeconómica en las zonas frías de Cundinamarca y Boyacá, tanto por el área sembrada (alrededor de 100.000 ha/año, lo cual los sitúa como los departamentos más productores de papa del país), tanto por su papel en la economía como en la alimentación de gran parte de la población de la zona andina fría. Dentro de los costos de producción de este cultivo, los fertilizantes son de gran importancia, tal como se puede observar en la Figura 1, donde el costo de los fertilizantes representa el 16%, para el primer semestre de 1996. Adicionalmente, la eficiencia actual promedia de los fertilizantes es baja; está alrededor del 20% para el fósforo y entre el 30% y 50% para el nitrógeno y el potasio. Es escasa la investigación realizada en Colombia sobre elementos secundarios y microelementos.
* I. A. Msc. CORPOICA TUNJA. Cra. 10, 16-47 Telefax 987 431953

93

Indirectos 17% Empaques 7% Maquinaria 5%

Insecticidas 3%

Fertilizantes 16% Semilla 10%

Mano de obra 25%

Transporte 13%

Fungicidas 4%

FIGURA 1.

Costos de producción del cultivo de la papa.

La creciente demanda por variedades de alto rendimiento o el alto uso de fertilizantes a base de NPK hace que se ocasione un mayor requerimiento de otros nutrimentos. En el caso de la papa se aplica al suelo NPK principalmente. El enfoque moderno esta principalmente dirigido a la nutrición integrada de cultivos teniendo en cuenta el sistema de rotaciones predominantes en las fincas. Se debe tener en cuenta una nutrición completa y balanceada de cada especie presente en el sistema. Por tal razón se requiere desarrollar alternativas que hagan que el sistema sea
Bajo 100 Medio Alto

80

Porcentaje

60

40

20

0 Mn Zn Cu Fe B

FIGURA 2.

Disponibilidad de elementos menores en suelos cultivados con papa en Boyacá.

94

sostenible y competitivo. Los elementos menores en el cultivo de la papa deben constituirse en uno de los aspectos más importantes dentro de la nutrición integral del cultivo y del sistema-finca. 2. CARACTERÍSTICAS GENERALES DE LOS SUELOS PAPEROS Y LA DISPONIBILIDAD DE MICROELEMENTOS
2.1 Disponibilidad de microelementos en suelos paperos del altiplano Cundiboyacense

Son pocos los estudios de suelos que se han realizado para cuantificar el estado de su fertilidad en el clima frío y, especialmente, con los elementos menores. De un estudio de suelos realizado por el ICA en 1984, tomando como base 100 muestras de suelos, en terrenos cultivados con papa en Cundinamarca y Boyacá, se encontró que los contenidos de Fe y Mn estaban en niveles predominantemente altos, mientras que los de B, Cu y Zn se encontraban de medios a bajos (Figuras 3 y 4), por lo cual se esperará respuesta a estos tres elementos. Estudios recientes de caracterización realizados por Corpoica, basados en 50 muestras de suelos tomadas en zonas paperas y teniendo en cuenta los niveles críticos generales presentados en la Tabla 1, indican que predominan los niveles medios a bajos de boro, en la mayoría de las muestras (Figura 2). Por el contrario, los niveles de Zn y de hierro fueron predominantemente altos. Los niveles de cobre de medios a altos y el manganeso bajo, en un alto porcentaje de muestras de suelos.
TABLA 1. Niveles críticos generales utilizados para la distribución de frecuencias de la Figura 2.
Nivel Bajo Medio Alto Boro 0,2 0,2 - 0,4 > 0,4 Zinc < 1,5 1,5 - 3,0 > 3,0 Cobre > 1,0 1,0 - 3,0 > 3,0 Manganeso < 5,0 5,0 - 10 > 10 Hierro < 25 25 - 50 > 50

La Tabla 2 ilustra algunas de las características de los suelos donde se ha realizado investigación y que relaciona los contenidos de microelementos con la respuesta de la papa, particularmente al boro.
2.2 Dinámica de microelementos en el suelo (B, Cu y Zn)

El contenido total de B en los suelos está en el rango de 20 a 200 ppm. Sin embargo, la mayoría del B no está disponible para las plantas y el rango corriente de disponibilidad (soluble en agua caliente) es de 0,4 y 5 ppm (Gupta, 1979). De acuerdo con Reisenauer et al (1973), menos de 1 ppm del boro soluble en agua en los suelos, puede no ser 95

Bajo 100 Medio Alto 80 Porcentaje 60 40 20 0 Mn Zn Cu Fe B FIGURA 3. Distribución porcentual de los contenidos de microelementos en suelos paperos de Cundinamarca y Boyacá. Disponibilidad de elementos menores en suelos cultivados con papa en Cundinamarca. 96 . Bajo 100 Medio Alto 80 Porcentaje 60 40 20 0 Mn Zn Cu Fe B FIGURA 4.

2. Adicionalmente.8 Zn 1.6 5. Villapinzón (C) 4. el 60% del Zn soluble en el suelo está en la forma de complejos orgánicos.0 3.0 3.3 Fe 421 696 385 115 Elementos Menores (ppm) B 0.4 1. siendo también un constituyente de la solución del suelo.6 1. 97 .46 0. La literatura reporta que la absorción del B por la planta se incrementa con el pH del suelo y explica por qué el sobre encalado puede inducir deficiencia de este elemento en varios suelos (Mengel y Kirkby. es de poca movilidad.2 1. Análisis de suelos de algunas localidades de Cundinamarca y Boyacá. cuando el pH se incrementa por encalado.5 11.6 26 15.8 17. 1987). o absorbido como Zn2+.5 10. mientras que valores superiores a 5 ppm pueden ser tóxicos.4 4. Como el Cu es fuertemente adsorbido por los coloides del suelo. Promedio de tres sitios. En promedio. ZnOH+. en la materia orgánica. suficiente para un normal crecimiento de las plantas. la disponibilidad del cobre generalmente declina.TABLA 2. como catión intercambiable y en los coloides del suelo. El Zn puede ser encontrado en los sitios de intercambio de los minerales arcilloso.3 Localidad* pH M.0 * 1. ZnCl+.73 0. no siendo disponible de este modo para las plantas.O.32 0.1 11. el cobre se encuentra en el suelo. Promedio de dos sitios. particularmente con el cobre.5 5.0 1. Ventaquemada (B) 3.2 K 0.2 0. en la forma de aspersiones o en fertilizantes.75 2. cuando se adiciona Cu.8 26. debido a una mayor adsorción.8 16. tanto solubles como insolubles. En comparación con otros cationes.9 1. por lo cual es de esperar alta fijación en las condiciones de los suelos paperos de páramos.9 0. también esta presente en compuestos orgánicos. necesitan tratamiento regular con boro. casi exclusivamente en los minerales primarios y secundarios. en particular. Cationes cambiables me/100g Al 0.8 0.6 4. por esto.3 32.4 Mn 15. El Zn interactúa con la materia orgánica y se pueden formar complejos orgánicos.4 6.2 5. Tausa (C) 4. en forma divalente.3 0.15 Cu 2. De otra parte. queda confinado en los horizontes superiores.0 Ca 3.6 1.1 Mg 0.41 0.2 6. Se considera a los suelos orgánicos como los que presentan más comunmente deficiencias de varios microelementos. De otra parte. se conoce que la distribución del Zn esta altamente correlacionada con la distribución de la materia orgánica. Turmequé (B) 2. (B) Boyacá (C) Cundinamarca. La papa es uno de los cultivos más sensibles a la toxicidad de boro. P (ppm) 12. Los suelos ácidos arenosos.2 2. el cobre es fuertemente adsorbido en sitios inorgánicos de intercambio.5 12.

3. Las deficiencias de microelementos provocan síntomas característicos en las plántulas. en cantidades suficientes para garantizar el crecimiento y desarrollo adecuados.5 2. 42 g de manganeso. tomadas de cultivos donde los tubérculos están en mitad de crecimiento. posee microelementos disponibles.74 g de molibdeno y 44 g de zinc. tal como se evidencia en los estimativos presentados en la Tabla 4. 0. boro 30-40.2 Requerimientos nutricionales de la papa Según Harris (1978). pero estos pocos gramos pueden representar la diferencia entre la obtención de altos rendimientos y el fracaso completo de la cosecha. otro de los cultivos que se utiliza en zonas paperas. para un rendimiento de 20 ton/ha de tubérculos. para así adoptar las medidas correctivas que sean necesarias. 3.1 Aspectos generales Los cultivos necesitan los microelementos en cantidades muy pequeñas (gramos por hectárea). La extracción es fundamentalmente función del rendimiento. se removieron 44 g de cobre.0 2. zinc 20-40 manganeso 30-50. se presenta un cuadro comparativo entre la extracción de la papa con la cebada. Extracción de nutrimentos por el cultivo de la papa. expresados en ppm de materia seca: hierro 70-150. es aconsejable determinar si el suelo donde va a sembrarse el cultivo. el rango en la concentracion de microelementos en hojas jóvenes maduras. Nutrimento kg/ha N Papa tubérculo Cebada rastrojo Grano 27. La aplicación del microelemento necesario en esta etapa no compensará plenamente la deficiencia anterior y el rendimiento se verá afectado. Por lo tanto. por lo general. pero puede ser demasiado tarde para adoptar las medidas correctivas después que estos han aparecido. El mismo autor reporta que. son como siguen. En la Tabla 3. PAPEL DE LOS MICROELEMENTOS EN LA NUTRICIÓN DEL CULTIVO DE PAPA 3. puesto que el daño ya estará hecho. TABLA 3. o si presenta deficiencias de uno o más de ellos.2 90 17 40 P 15 3 8 K 140 30 10 Ca 3 9 1 Mg 7 2 2 S 7 5 3 Cu 44 11 34 Mn 100 360 30 Zn 60 60 70 Cultivo Rendimiento (ton/ha) 98 .

6 30 * Kanwar y Youngald (1985). Es conocido que el cobre participa en la fotosíntesis y en la producción de taninos. El papel del B en el metabolismo de las plantas no esta bien comprendido y ninguna función específica ha sido identificada. el contenido de B se incrementa desde las partes más bajas hacia las partes altas de las plantas. Remoción de microelementos (g/ha) Fe 1. es inmóvil o móvil en poca magnitud a través del floema (Raven. El B es relativamente inmóvil en las plantas. De acuerdo con la revisión hecha por Mengel y Kirkby (1987). El cobre no es de movilidad rápida en las plantas. 1987). siendo translocado principalmente a través del xilema. aunque el proceso no está aún bien comprendido. Además de su papel en la síntesis de ARN. el B no es componente de enzimas (Mengel y Kirkby.700 4. estos incluyen biosíntesis de carbohidratos. otros aspectos han sido considerados relacionados con el papel del B en el metabolismo. solamente se encuentra disponible información de las consecuencias fisiológicas de su deficiencia. El movimiento de este nutrimento a través de la corriente transpiratoria explica el hecho de que la deficiencia de boro empieza siempre en los puntos de crecimiento. 1980).TABLA 4. El boro es probablemente tomado por las plantas como el ácido bórico no-disociado. la toma del B sigue principalmente el flujo de agua a través de las raíces. recientemente. Es de cerca de 1/10 del contenido de manganeso. 1983). los requerimientos de cobre por los cultivos suelen ser bajos. Extracción de microelementos por el cultivo de la papa. La mayoría de los suelos contienen adecuados niveles de cobre para copar la demanda de los cultivos. Generalmente se asume que el boro. El contenido en la mayoría de las plantas es generalmente entre 2-20ppm en la materia seca.3 Papel fisiológico de los microelementos El cobre es tomado por las plantas en pequeñas cantidades.500 Zn 95 270 Cu 127 360 Mo 3 9 Como el contenido total de cobre en el material vegetal es normalmente menos de 10 ppm. como el calcio.800 Mn 127 360 B 530 1.* Rendimiento (ton/ha) 10. 3. aunque puede ser trasladado de las hojas viejas a las jóvenes. El efecto más pronunciado de la deficiencia en el metabolismo es un disturbio en la síntesis del ARN. Contrario a muchos elementos esenciales. fotosíntesis. Frecuentemente. un papel en la estabilidad de las membranas celulares (Pilbean and Kirkby. 99 . metabolismo de las proteínas y.

las hojas se engrosan y enrollan hacia arriba en forma similar al enrollamiento viral. cerca del estolón. los tubérculos son más pequeños. las raíces se acortan y engruesan. como en las partes apicales de los tallos. también interviene en el transporte de electrones. Se sabe que el zinc interviene en el metabolismo de las auxinas y en la utilización del agua. los tallos FOTOGRAFÍA 1. (Foto: L. Quebradura de tallos ocasionada por deficiencia de B. La planta toma apariencia arbustiva. particularmente en el extremo que va unido al estolón. el punto de crecimiento muere y las yemas laterales se vuelven activas. o una coloración castaña en el anillo vascular (Hooker 1981).El hierro y el manganeso participan en la actividad enzimática y fotosíntesis. se ha encontrado una asociación entre la susceptibilidad de los tallos a la quebradura y la deficiencia de B.4 Síntomas de deficiencia y toxicidad de los microelementos Boro Un aspecto común de la deficiencia de B es el disturbio en el desarrollo de los tejidos meristemáticos. El hierro. los entrenudos se acortan. tanto en las puntas de las raíces. En el caso de deficiencia de boro en las plantas de papa. Por lo anterior. En este caso. con una pronunciada acumulación de almidón en las hojas. Barrera). o en los tejidos de cambio (Mengel y Kirkby 1987). 100 . En las zonas paperas de Cundinamarca y Boyacá. presenta áreas castañas localizadas debajo de la epidermis. un suministro continuo de boro es requerido para el mantenimiento de la actividad meristemática. 3. presentan la superficie agrietada.

Toxicidad del boro generada por aspersiones de solubor en concentraciones superiores al 0. A nivel de campo se ha encontrado amarillamiento de la parte central de la planta (Fotografía 2).son vidriosos y se quiebran fácilmente por el viento o por el manipuleo del follaje. 101 . presentan poca floración debido a la ruptura de los tallos principales. Las hojas se ven por el envés y la ruptura se presenta en el nudo (Fotografía 1). y cuando los agricultores “bañan” mucho la planta. El B es tóxico para la papa en cantidades relativamente pequeñas y la aplicación debe hacerse con mucha precaución y en pequeñas cantidades. encrespamiento y deformación de foliolos (ahusados) y puntos necróticos. Barrera). con las labores culturales que se realizan. FOTOGRAFÍA 2.6% (Foto: L. Las plantas que crecen en suelos deficientes en boro y que sufren de quebradura. particularmente cuando las gotas se acumulan sobre las hojas. Este síntoma se puede considerar asociado con las deficiencias de este microelemento.

Recientemente están en el mercado las variedades ICA-“Morita” e ICA“Zipa”. En casos graves se secan los ápices de los foliolos. dando la impresión de un ataque temprano del virus del enrollamiento.Zinc La deficiencia de Zn causa enanismo. las cuales se enrollan hacia arriba. A la papa se le considera como de demanda media. con o sin necrosis. No hay clorosis pronunciada. las hojas más jóvenes cloróticas. En suelos arenosos y en los orgánicos podría presentarse deficiencia de cobre. en general. Se destacan los nervios de la hoja de color verde oscuro. La toxicidad de cobre no ocurre frecuentemente en la práctica. las cuales se vuelven además cloróticas. Cobre Síntomas localizados en las hojas jóvenes. quebradizas y plegadas debido a la expansión de los márgenes. 4. ligera clorosis en la punta y márgenes de las hojas superiores y coloración purpúrea en el envés de las hojas inferiores. Sobre los pecíolos y tallos pueden aparecer manchas en forma de puntos de color castaño. pueden desarrollarse en las hojas de la parte intermedia de la planta y que luego abarcan todo el follaje. más usualmente son pobres en cobre disponible.1 Resultados con el boro Actualmente la variedad más cultivada en el altiplano Cundiboyacense es la “parda pastusa”. o un sobre encalado. y las hojas terminales adquieren una posición casi vertical. enrollamiento de las hojas hacia arriba. Los efectos tóxicos de Zn provocan enanismo. particularmente. Areas de color castaño a bronceado. Los suelos. difieren en la sensibilidad a la deficiencia de cobre. en los cuales la deficiencia de cobre ocurre. La primera de estas se ha encontrado susceptible a la quebradura de tallos y la “Zipa” es más susceptible a la fitoxicidad. son inherentemente bajos en cobre o. donde se aplican altos niveles de nitrógeno. 102 . aumentan los síntomas de deficiencia de Zn. Las aplicaciones de P. en un 80%. El uso prolongado de fertilizantes fosfatados ha sido citado como causa de deficiencia de cobre en algunos suelos. La deficiencia ocurre primariamente en suelos ricos en humus que fijan el cobre fuertemente. Las plantas. El síntoma conocido como hoja de helecho se observa en las hojas jóvenes. Hojas jóvenes marchitas. haciéndose gruesas. La aplicación de fertilizantes puede conducir a la deficiencia de cobre y. situación que se presenta en suelos de páramo que son ricos en materia orgánica. RESPUESTA DE LA PAPA A LA FERTILIZACIÓN CON MICROELEMENTOS 4. La deficiencia se caracteriza por presentar la yema terminal sana. ya que este elemento es fuertemente adherido a las partículas del suelo. Las plantas severamente afectadas mueren jóvenes. que más tarde se vuelven necróticas.

en un Andisol de páramo. 103 .FOTOGRAFÍA 3. En trabajos de campo con la variedad ICA-“Guantiva”. “Pastusa” y “Monserrate” e.7 ppm. igualmente.8 ppm. En las figuras 5 a 7 se presentan algunos de los resultados obtenidos: Se encontró que las parcelas bien abastecidas con boro al suelo presentaron un follaje elástico y resistente a la quebradura de tallos. se encontró altas respuestas en suelos con contenido de B menores de 0.6 a 0. De otras investigaciones realizadas por el ICA en 1985-1986. este efecto. Las parcelas testigo fueron severamente afectadas por la quebradura de tallos. Barrera). Posterior investigación realizada por Avella y Gerenas (1984). por el método del agua caliente. con la variedad “Parda Pastusa” en varias localidades de Cundinamarca y Boyacá. la aspersión foliar resultó promisoria. Lora (1978) reporta un nivel crítico para B disponible en el rango de 0. Desarrollo vegetativo exhuberante en los surcos con la aplicación de boro (lado izquierdo) los cuales cerraron calle” comparado con los de la parte derecha que no recibieron boro al suelo (Foto: L. igual a lo encontrado por Lora. lo cual se reflejó en un mejor desarrollo vegetativo total (Fotografía 3). Las aspersiones foliares contrarrestaron. En Colombia son pocas las investigaciones realizadas con el B en el cultivo de la papa. se encontraron altas respuestas a las aplicaciones de boro. particularmente en Villapinzón. indicaron alta respuesta en las variedades “San Jorge”. La fertilización con boro aumentó el desarrollo vegetativo de las plantas desde su emergencia. tanto en aplicación al suelo como al follaje.

8% Bórax (kg B/ha) FIGURA 5. fue suficiente para corregir deficiencias en los suelos cuyo contenido fue inferior a 0. a nivel de campo. los cuales fueron muy rentables para el agricultor.4 y 0.6% Solubor foliar 0. No se ha encontrado.6% aplicados 15. Se considera promisoria la aplicación al suelo de solubor disuelto en agua. En este caso. en forma granular o en solución. también fueron efectivas las aspersiones foliares de solubor en concentraciones del 0. 104 . Para la aplicación de boro en aspersión Ventaquemada 50 Turmequé Tausa 40 Rendimiento total (ton/ha) 30 20 10 0 Test 1 1. debe aplicarse en banda.6% sí presentaron fitotoxicidad. en el fondo del surco. Por esto último deben tenerse precauciones en el uso de este método y preferir el de aplicación al suelo. aspersiones foliares de solubor superiores al 0. Una dosis de 1 kg/ha de B aplicado al suelo. 30 y 45 días después de la emergencia.5 0.0 2.5 2. los mejores resultados se obtuvieron con la aplicación radical del boro al momento de la siembra. fitoxicidad por la aplicación al suelo. al momento de la siembra. como método para facilitar la aplicación de boro. Por el contrario.De estas investigaciones se concluyó que el desarrollo foliar del cultivo de la papa (variedad “Parda Pastusa”) es favorecido ampliamente por aplicaciones radicales o foliares de boro. Este efecto incidió significativamente en el incremento de los rendimientos. Respuesta de la papa al boro en tres suelos de Cundinamarca y Boyacá. De los métodos de aplicación evaluados. teniendo en cuenta que por ser cantidades pequeñas se dificulta su aplicación como polvo o granulado. al momento de la siembra.6 ppm (método de Hunter). Aunque de menor magnitud.4% 0.

Efecto semestral de las aplicaciones de boro. sobre el rendimiento de la papa. al suelo (Bórax) y foliar (Solubor).4% Solubor 0. 1986.2 FIGURA 6.1 Sol F. Respuesta promedio de la papa a la aplicación de boro*. * Promedio de tres experimentos 1986 A 1986 B 50 Rendimiento total (ton/ha) 40 30 20 10 0 Sin B Borax 10kg Borax 15kg Solubor 0.40 Rendimiento total (ton/ha) 30 20 10 0 Test Borax 10 Borax 15 Sol F. 105 . Villapinzón Cundinamarca.6% FIGURA 7.

un número de problemas asociados al CuSO4-. haciendo una calibración adecuada de la aspersora. efectos residuales fuertes pueden resultar en algunos suelos. también responde favorablemente a aplicaciones de Zn. En relación con el manganeso. En el caso de la mayoría de los microelementos. Respecto al cobre. El cobre es firmemente unido al suelo y. como para el hierro. sin embargo. Hay. en su V aproximación sobre el uso de fertilizantes recomienda aplicar en banda. a razón de 1. cuando los análisis del tejido de la hoja muestran menos de 25 ppm de Mn. que progresa hacia arriba. corrigen la deficiencia de éste elemento. La aplicación puede hacerse al momento de la siembra. la aplicación de sus sales al suelo es relativamente ineficaz debido a su rápida conversión a formas no asimilables. puesto que si se aplica una cantidad de cobre suficiente. o como tratamiento del suelo. los elementos podrán aplicarse al suelo en forma de quelatos. Se ha obtenido un aumento en el rendimiento. antes de colocar los tubérculos.al suelo se puede disolver un kilo de boro equivalente a 5 kilos de solubor. El ICA. mientras que se requieren cantidades más altas en suelos orgánicos. después de una aplicación de sales de Zn al follaje.1 a 2. En este caso. 106 . Cuando la sal es aplicada al suelo. requieren de una aplicación de manganeso. con pH alto. En la Tabla 5 se presentan algunos compuestos de cobre usados para aplicación foliar o al suelo. Tanto para el manganeso. una dosis de Zn de 0. al fondo del surco. este seguirá disponible en el suelo durante varios años. la aspersión foliar de sales o quelatos es eficaz. Así mismo. 4. Los quelatos de cobre pueden dejar un mayor efecto residual que los orgánicos. en ausencia de síntomas visibles. La literatura internacional reporta que las aplicaciones de Cl2Zn o de SO4Zn alivian los síntomas de deficiencia. El punteado necrotico y la clorosis de las hojas basales. en la mayor parte de los suelos es eficaz la aplicación de una sal de cobre. la experiencia demuestra que los suelos calcáreos y sobre encalados. Aplicaciones de sulfato de manganeso al follaje. El sulfato de cobre (CuSO4-) es el más utilizado. una alta proporción de los iones de Cu2+ pasan rápidamente a la solución y son inmovilizadas por sitios de adsorción activos. la cantidad de cobre aplicado con los fertilizantes debe exceder los requerimientos del cultivo considerablemente. por esta razón. ciertos fungicidas que contienen Mn alivian el problema.1 kg/ha. Adicionalmente.3 . A nivel general y para varios cultivos se recomienda una aplicación total no mayor de 22 kg/ha. como sí ha ocurrido con el boro. en forma de quelato. Una sola aplicación de 1-10 kg de Cu/ha es normalmente adecuado en suelos minerales. El manchado de la base responde favorablemente a aplicaciones de quelato de Zn al follaje.2 Resultados con la aplicación de otros nutrimentos Son pocas las investigaciones realizadas para el cultivo de la papa con otros nutrimentos y las realizadas no han dado respuestas consistentes.2 kg de Mn/ha. pero solo si se realiza al inicio del periodo vegetativo del cultivo. Tanto los fertilizantes orgánicos como los inorgánicos son utilizados para corregir las deficiencias de cobre.

Las aplicaciones de mantenimiento pueden ser recomendables en cultivos de alto valor. a la que se denomina a veces como la de “metralleta”. óxidos manufacturados. Recomendaciones más precisas también evitan posibles antagonismos entre nutrimentos en las plantas por desbalances en el suelo. ni los niveles de disponibilidad del suelo. o de todos éstos al suelo. Usualmente este método no considera las necesidades especificas del cultivo. las cuales diferirán según el elemento de que se trate. Muchos de los microelementos aplicados de este modo pueden no ser requeridos por el cultivo y se pueden desperdiciar recursos. Cuando se usa una recomendación. Algunos compuestos de cobre que pueden ser utilizados en papa Fuente Sulfato cúprico pentahidratado Sulfato Cúprico monohidratado Oxido Cuproso Quelatos de cobre Fórmula CuSO4 5H2O CuSO4H2O Cu20 Na2Cu EDTA NaCu HEDTA % Cu 23 35 89 13 5. La primera. designado así porque suministra todos los microelementos removidos por el cultivo. en comparación con los posibles daños que se puedan presentar por una deficiencia. carbonatos y sales 107 . Con la “recomendación” se utilizan los resultados de los análisis de suelos y foliares para establecer los estados nutricionales de los suelos y de las plantas. pueden ser utilizadas las fuentes simples presentes en el mercado. El costo del fertilizante normalmente es bajo. 5. Este método.1 Aspectos generales Podemos tener dos enfoques en la fertilización con microelementos: la del “seguro” o la de la “recomendación”. TECNOLOGÍA DE LA APLICACIÓN DE MICROELEMENTOS EN LA FERTILIZACIÓN 5.TABLA 5. Las fuentes inorgánicas más importantes son los depósitos naturales. puede ser considerado como parte de un programa de mantenimiento.2 Fuentes de microelementos Se tienen disponibles tanto fuentes inorgánicas como orgánicas. suele haber diversas formas de corregirla. Cuando se ha detectado una deficiencia. que consiste en adicionar bajas cantidades de más de un microelemento. Esto también es aplicable cuando no se conocen los contenidos nutricionales para una región dada. Con esto se evita aplicar cantidades excesivas de los nutrimentos requeridos y no se aplica los que no son necesarios.

B (%) 11 17 14 20 18 20 . Principales fertilizantes boratados y su contenido de B. Los sulfatos de Cu. Los quelatos se forman combinando un agente quelatante con un metal. TABLA 6. Es el más recomendado para la papa.3 Métodos de aplicación Aplicación al suelo. La forma de sulfato de cobre es menos satisfactoria debido al “scorching” del follaje. ya sea al voleo o en banda. ya que se elimina el efecto de la carga negativa presente en las hojas.metálicas. El agente quelatante más comunmente utilizado para la producción de microelementos es el EDTA. cloruro de cobre. por medio de un enlace coordinado. cloruros y nitratos. tanto para aplicación foliar como al suelo. tales como sulfatos. Las ventajas de la aplicación foliar son: 108 . al momento de la siembra. aunque el sulfato de hierro no es recomendable para aplicación a éste. pero tiene la ventaja de dejar un efecto residual que no se tiene con la aplicación foliar. Aplicación foliar. Las aplicaciones foliares de cobre son hechas usualmente utilizando CuSO4. Los sulfatos son las sales metálicas de microelementos más comunes y tienen propiedades físicas que los hacen adecuados para utilizar en mezcla con otros fertilizantes. óxido de cobre o quelato de cobre. Fe. complejos orgánicos naturales y en varias combinaciones de estos. cuando se aplica via foliar.* Fuente Bórax Ácido bórico Tetraborato de sodio Borato 46 Borato 65 Pentaborato de sodio Solubor * Mengel y Kirkby (1987). Con esto se puede introducir más fácilmente el microelemento a la planta. 5.21 Dentro de las fuentes orgánicas se encuentran los quelatos naturales o sintéticos. Su desventaja es la reacción de estos nutrimentos con el suelo. Mn y Zn son ampliamente utilizados. Es el método más común de aplicar microelementos.

d) Hay poco efecto residual. Aplicación con fertilizantes N P K Como es difícil aplicar fuentes de microelementos por separado y con uniformidad a nivel de campo.12 10 .10 3.a) Se pueden aplicar dosis menores que al suelo.240 20.0 2. Como desventajas se pueden anotar: a) La aplicación solo se puede realizar cuando hay suficiente follaje y.30 25 .1 0.000 1.0 5 .000 . la aplicación de microelementos en mezcla con fertilizantes NPK es conveniente.140 3.40.0 0. que normalmente están en el rango de 10 kg/ha.10 3.50 530 33 15 14.6 Tr 2 . en las dosis recomendadas.2 2 0. Fertilizante Sulfato amónico Urea Nitrato amónico cálcico Superfosfato triple Escoria básica Fosforita Cloruro potásico Sulfato potásico Fosfato amónico Estiércol de granja Cobre Tr .2 0. el producto aplicado cae al suelo y la absorción no es rápida por las condiciones ambientales. ya la planta ha sufrido algún estrés.0 4.0 17 Molibdeno 0. c) Puede ocasionarse quemazón si las concentraciones son altas.5 18.220 200 Boro 6. por lo que las deficiencias se pueden corregir durante el desarrollo del cultivo.5 8 160 . b) Se puede hacer fácilmente una aplicación uniforme.0 100 .250 Manganeso 70 0.300 8.7 Tr 9 10 6 0.33 0. o porque hay lavado por las lluvias. TABLA 7.0 50 .0 2. Contenido de microelementos en algunos fertilizantes (ppm).5 0 .2 .3.13.2 109 . b) En algunos casos. c) La respuesta al nutrimento aplicado es casi de inmediato. en este caso.0.5 10 . e) Usualmente pueden requerirse varias aplicaciones. Así se podrá tener una distribución más uniforme usando el equipo de aplicación convencional.0 80 40 .100 5 .4 10 Zinc 0.80 6 .

C. 1980. Agron.S. Documento interno de trabajo.M. (1985).Ltd. Compendio de enfermedades de la papa. 1990. 1984. Boletín No. 1987. 110 . y GERENAS.E. 1973. Mineral Nutrition. Fac. P. por las dificultades para hacer mezclas en el campo. In: The potato crop. ICA. GUPTA. –––––––––– 1994. International Potash Institute. Harris (E D) Chapman and Hall. Tesis de grado de Ingeniero Agrónomo. L. 25. 31: 273-307. CIP.L. Agron. (1986). (E D) Martinus NIJHOFF Dr. In: Micronutrients in tropical food crop production. Bogotá. Publisher. HOOKER. Ministerio de Agricultura. La disponibilidad de los elementos menores en suelos cultivados con papa en Cundinamarca y Boyacá. J.J. S. Micronutrient needs of tropical food crops. Respuesta varietal de la papa (Solanum tuberosum L. J. K. DOMÍNGUEZ V.1-22 LORA.C. 198 p. Switzerland.A. Principles of Plant Nutrition. Funciones e interacciones de los elementos menores en plantas y suelos. KANWAR. Vler. Bern. 9 Roma. Madrid. U. Pp. BIBLIOGRAFÍA CITADA ABELLA. Boron nutrition of crops. En la Tabla 7 (adaptada de FAO 1986) se presenta información de los contenidos de microelementos de los fertilizantes simples más comunes en nuestro medio. C. En: Papas Colombianas. Abonos Minerales. Junk. V Aproximación.A.M. En: Actualidad y futuro de los microelementos en la Agricultura. E. P. Adv. Fertilización en diversos cultivos.) a la aplicación del boro en un andept de Cundinamarca. Guía de Fertilizantes y nutrición vegetal. Respuesta de los cultivos de clima frío a la aplicación con microelementos. Lima. 1978.C. R. Comunicaciones y Asociados.En el caso de la papa se debe explorar la aplicación liquida al suelo.J. ICA. 1978. El boro un microelemento importante en el cultivo de la papa en suelos de Cundinamarca y Boyacá. 1992.G. W. Palmira. Suelos Ecuatoriales (Colombia) 9 (2): 183:191. Y. BARRERA. LÓPEZ. P. and KIRKBY.R. L. FAO. Nacional. and YOUGDAHL L. Univ. 1979.S. MENGEL. 157 p. Manual de Asistencia Técnica No. 1984. W. S. HARRIS.

1983. In: L. boron. R. Beaton Eds. pp. D. Short and long distance transport of boric acid in plants. WALSH. E.PILBEAN. 84: 231-249.A. Walsh and J. J. New. and KIRKBY. M.G. Nutr. Phytopathol. molibdenum and chlorine.200.J. of America. and HOEFT. J.M. 173 .A. Testing soils for sulphur. 1973. L. 1980. Plant.H.D. Soil Science Soc.: Soil testing and plant analysis. 111 . H. Madison Wisconsin. RAVEN. 6: 63:582. REISENAUER. The physiological role of boron in plants..

* Víctor César Guío M. INTRODUCCIÓN Las características económicas y sociales de las zonas productoras de papa han definido hábitos de consumo en la población rural y urbana de la mayor parte del país.) Hugo E. se hace necesaria la investigación hacia la búsqueda y control de factores que permitan la obtención de tubérculos con características óptimas para procesamiento.. entre estos la variedad. Promotor Técnico de Abonos Nutrimon. * I.** 1.. la industrialización de la papa en Colombia ha presentado un incremento acelerado en los últimos años. para que este producto sea consumido principalmente en forma fresca.A. sin embargo. Zona Boyacá. Facultad de Ciencias Agrarias. En la medida que la industria progresa. son numerosos los factores que influyen en dichas características.A. Sin embargo. El consumo de alimentos procesados y semiprocesados tiene en la actualidad un gran porvenir en nuestro país. los factores ambientales y algunas prácticas de cultivo son quizás los más importantes. La industria tiene claramente definidas las características que debe poseer un tubérculo para su procesamiento. Profesor Asistente. la materia seca y los azúcares reductores son los más importantes parámetros de calidad para la obtención y comercialización de tubérculos para frito. Tunja (Boyacá).SIGNIFICADO DE LA FERTILIZACIÓN POTÁSICA EN EL RENDIMIENTO Y CALIDAD INDUSTRIAL DEL CULTIVO DE LA PAPA (Solanum tuberosum L. Manejo de Suelos. ** I. M. Castro F.Sc. 112 . debido a los cambios en el hábito de consumo de la población y al creciente aumento de las industrias procesadoras. Universidad Padagógica y Tecnológica de Colombia.

con suelos sueltos y de alto contenido de materia orgánica.A. se considera que estos resultados dan un buen marco de referencia para concluir sobre la utilidad que representa la fertilización potásica en la producción de papa con fines industriales. en suelos paperos del departamento de Boyacá.A. 1992). variedad “Diacol Capiro”. la respuesta agronómica del cultivo de papa. sobre el contenido de materia seca y azúcares reductores en tubérculos. Sin embargo. para suelos paperos de Toca y Ventaquemada. Debido a la escasa información experimental que existe en el país sobre el tema. K2SO4. lo que equivale a niveles del 12 al 14% de la producción total..1 Generalidades En Colombia. tales como “Diacol Monserrate” e “ICA Nariño” (Luján y Arévalo. Empresas particulares. como Monómeros Colombo Venezolanos S. la demanda industrial.La fertilización. lo que los lleva a mostrar preferencia por algunas de las variedades que habitualmente siembran los agricultores. KNO3. en la variedad "Diacol Capiro". se presentan en este artículo los resultados experimentales que permitieron definir. La industria de papa ha definido claramente las características que debe poseer un tubérculo para su procesamiento industrial. REVISIÓN DE LITERATURA 2. los cuales son los que están en condiciones de ofrecer un tubérculo de buena calidad para la industria. 2MgSO4). Generalmente los industriales muestran preferencia por la papa que llega de determinadas zonas de producción.000 toneladas de tubérculos al año.60. tendientes a buscar recomendaciones de fertilización que beneficien a productores..600-2. ésta cantidad tiende a aumentar debido a la creciente demanda de productos procesados (Rodríguez y Rodríguez. actualmente. juega un papel importante. Según el criterio de los procesadores. siendo ésta uno de los tópicos menos explorados. 1992). con escasos resultados experimentales. han venido patrocinando investigaciones de campo en tal sentido. a cuatro fuentes de fertilización potásica (KCl. 113 . Igualmente se muestra el efecto de fuentes y dosis de potasio. la industria de procesados de papa consume cerca de 310. Con base en los experimentos realizados con el apoyo de Monómeros Colombo Venezolanos S. 2. se ha concentrado en más del 70%. Aquellas zonas que sean relativamente bajas (2. comúnmente llamada “R12 negra”. factores determinantes de la calidad industrial de productos fritos. y K2SO4. en este caso. la estacionalidad de la producción. 1992). la variabilidad en la calidad de la semilla de papa y la influencia de los intermediarios obliga a utilizar diferentes variedades. especialmente a la fertilización potásica se le han atribuido algunos efectos en la determinación de dichas características. cada una evaluada en cuatro dosis (0. 120 y 180 kg de K2O/ha). principalmente por el alto contenido de materia seca y bajos en azúcares reductores (Rodríguez y Rodríguez. industriales y consumidores. Actualmente.800 msnm).

se presentan diferencias en el contenido de materia seca entre tubérculos de papa y dentro de un solo tubérculo.2 Características de la papa para industria Los productos procesados de papa deben tener un color atractivo y aceptable. ha sido estudiado por décadas. condiciones de madurez). genéticamente esta controlada y presenta alta heredabilidad. ya que influye en el rendimiento y en el tiempo de fritado. La materia seca varía considerablemente entre variedades. las cuales pueden ser afectadas por la variación en las condiciones climáticas (Hernández. los resultados sobre los efectos en las características de calidad industrial de la papa. Aunque se conoce la importancia de la fertilización potásica en este cultivo. mientras que el clima frío húmedo tiende a reducirla. 1995). el efecto de variedad. posiblemente porque los azúcares y el porcentaje de materia seca están estrechamente ligados con el crecimiento general. 1989). afectan marcadamente la calidad para el procesamiento (Hernández. 1995). a causa de los efectos de variación generados por factores culturales y ambientales. sin embargo. como determinantes del rendimiento y color de las papas fritas. De otra parte. Los cultivos que maduran temprano tienen un contenido de materia seca más bajo que los cultivos tardíos.1 Materia seca El contenido de materia seca representa aproximadamente el 20% del peso total del tubérculo. Las diferencias entre tubérculos son encontradas no solo entre cultivos y lotes de orígenes diferentes (diferencia de clima. clima. sino también entre tubérculos de una misma planta (Pineda. suelo y aplicaciones de abono).Durante el período de crecimiento. Además. metabolismo y madurez de las plantas. pero todavía no ha sido posible producir una calidad consistente. para productos fritos. textura deseable. especialmente de productos tales como hojuelas (“Chips”) y papa a la francesa (“French fries”). está establecida. ya que es afectada por condiciones de madurez. suelo y prácticas de manejo. Los resultados son a veces inconsistentes. están por encima del 20%(“French fries”) y 21% (“Chips”). (Pineda. 2. gravedad específica (materia seca) y calidad de productos fritos. el clima frío seco. sobre los niveles de azúcares. La importancia de la materia seca y los niveles de azúcares reductores. prácticas de cultivo. Según la literatura internacional.2. Las prácticas culturales y las condiciones ambientales que prevalecen durante el periodo de crecimiento. suelo. madurez y condiciones ambientales. Es una característica importante tomada en cuenta por los procesadores antes de comprar el producto. favorece un alto contenido de materia seca. La materia seca en los tubérculos aumenta con el curso del periodo de crecimiento. Los valores óptimos de esta característica. debido a los múltiples factores que influyen sobre estas características (variedad. 114 . algunos experimentos han demostrado que el sulfato de potasio genera una papa con mayor contenido de materia seca y mayor densidad que la obtenida con cloruro de potasio. 1992). clima. buen sabor y una duración comercial relativamente larga. dependiendo de la variedad. con alta radiación. han sido poco concluyentes. 2. no hay un valor constante de materia seca para una variedad.

con pequeñas cantidades de otros azúcares. Existen diferencias en el contenido de materia seca dentro del tubérculo. Sin embargo. celulosa (paredes celulares) y pectinas (materiales de adherencia de las células).9 hasta 27. Los almidones representan entre el 60 y 80% de la materia seca. al momento de su proceso. 2. Esta heterogeneidad es más evidente en términos de composición química (Vanes y Hartmans. Estas son un polímero del ácido galacturónico (derivado de la glucosa) (Hernández. Los azúcares son principalmente sacarosa.2. La determinación de la gravedad específica permite a los procesadores encontrar y seleccionar tubérculos con alto contenido de sólidos en forma rápida y con poco esfuerzo. o convertidas en almidón o alcohol. parece ser el mayor factor para estimular los atributos de calidad interna para procesamiento. La intensidad de color y sabor desarrollados dependen de la cantidad de estos azúcares. La variación de rendimiento en peso seco se debe a diferencias en la gravedad específica del material fresco. La sacarosa es un azúcar no reductor y no afecta el proceso de calidad. preferiblemente. azúcares.69% de materia seca. 1987). está genéticamente controlada y. en consecuencia. Se han reportado rendimientos desde 10. en un secador de aire caliente a 100 oC. Durante el procesamiento. es recomendado cuando se van a evaluar un gran número de muestras. edáficos y agronómicos. fructosa y pequeñas cantidades de otros azúcares. varía ampliamente debido a diferencias varietales. glucosa. Los carbohidratos de la materia seca de papa incluyen almidones. Aunque la materia seca depende de la madurez y de los factores climáticos. tiempo de secado y fritura. glucosa y fructosa.2 Azúcares reductores Hernández (1992) afirma que el contenido de azúcares reductores (glucosa y fructosa) en papa. puede conservarse en las variedades preferidas por sus altos valores en esta característica. 115 . estos azúcares pueden reaccionar con ciertos aminoácidos libres para dar un color marrón y un sabor amargo (reacción de Maillard).El contenido de materia seca en tubérculos grandes es usualmente más bajo que el de tubérculos pequeños. Estos deben ser inferiores a 0. Esta técnica es muy útil para papas que van a ser deshidratadas. La celulosa comprende cerca del 2% de materia seca. existiendo una alta correlación entre ésta y el rendimiento de materia seca.25% o. tanto desde afuera como en el interior. en el caso de productos tales como papas fritas en hojuelas (“Chips”) y en tiras (“French fries”). aumentando desde afuera hacia adentro. ya que los últimos contienen menos agua en el tejido medular. la temperatura. Las pectinas constituyen también cerca del 2% de materia seca y son ampliamente responsables de la textura de la papa. fritas en hojuelas o en tiras. hasta que se logra un peso constante. en tejidos diferentes. 1989). La materia seca se mide exactamente por secamiento de una muestra representativa. Todos estos compuestos son polímeros derivados de una azúcar simple que es la glucosa. estar por debajo de 0.1%. el método de gravedad específica utilizado para la estimación del contenido de materia seca. Los niveles de azúcares reductores glucosa y fructosa son los de mayor importancia. El rendimiento de producto seco con base a peso fresco. Los tubérculos de papa contienen principalmente sacarosa.

085 (aproximadamente mayor al 21 % de materia seca) y contenido de azúcares reductores menor al 0. Hartmans y Vanes (1987) afirman que los efectos del suelo. presentan colores muy oscuros (grados 1 a 3).1%. causando un incremento en el contenido de azúcares. La prueba consiste en sumergir en aceite caliente. No solamente el contenido de azúcares reductores al momento de la cosecha es importante. el contenido de azúcares reductores en el momento de la compra. están surgiendo niveles de azúcares reductores muy altos. libres de daños internos y verdeamiento. a 180 oC durante tres minutos las rodajas centrales de tubérculos seleccionados para ser comparados al término del proceso. La gravedad específica mayor de 1. De acuerdo a ésta todos los factores (factores de estrés) perturban el equilibrio metabólico en la planta. citado por Hernández (1989). correspondiendo para el Nº1 el color más oscuro. ni las variedades nativas “Tocareña” o “Salentuna” de excelente calidad en fresco. en forma cualitativa. Recientemente. son apropiadas para industrializar. de tamaño medio superior a 40 mm de diámetro. casi negro y disminuyendo su tonalidad de acuerdo al nivel de azúcares reductores (Fotografía 1). ni la variedad “Parda Pastusa”. De acuerdo con Pineda (1995).3 Otras características Según el Potato Processing. superiores al 2% y. el alto contenido de azúcar parece estar relacionado con la buena calidad (sabor) para consumo fresco. después de fritas.Sowokinos (1978). expresa que altos niveles de sacarosa en la cosecha pueden ser perjudiciales para el periodo de almacenamiento y la calidad de procesamiento. ojos superficiales y cuerpo regular alargado para obtener tiras 116 . sino que es la fuente de azúcares reductores indeseables la que actúa. formas redonda. con una escala de color con grados que van del 1 al 9. Debido a esto. Cuando las rodajas. ligeramente ovalada. 2. abono.2. son rechazados por la industria. un tipo de teoría del estrés se ha desarrollado. citado por Vanes y Hartmans (1987). menor al 0. El contenido de azúcares reductores depende tanto de las condiciones ambientales (posiblemente por un efecto de la madurez). sino el curso de su incremento durante el período de almacenamiento. cuando la enzima invertasa es activada durante el almacenamiento. las siguientes deben ser las características de las variedades de papa para procesamiento industrial: Para la producción de papas fritas en hojuelas (“chips”): tubérculos uniformes. generalmente. preferiblemente. La sacarosa por sí misma (no hidrolizada) no contribuye directamente al oscurecimiento de hojuelas procesadas. La industria acepta tubérculos cuya muestra sometida al frito presente tonos correspondientes a los niveles 4 a 7 de la escala de color. luz y suministro de agua en el contenido de azúcares son particularmente difíciles de predecir. ya que estos son determinantes del color en los productos fritos. como del genotipo y de las condiciones de almacenamiento. Para papas fritas en tiras (“french fries”): tubérculos de tamaño medio a grande superior a 45 mm de diámetro. piel clara con ojos superficiales.25% o. La evaluación de calidad más comunmente utilizada por la industria nacional para tubérculos es la prueba de frito. Esta prueba permite determinar.

3 El potasio en el suelo El potasio se encuentra en el suelo en forma iónica como K+. al comprimir117 . K+ no cambiable constituido por la porción del mineral potásico. en avanzado grado de meteorización. no alterado.25%. siendo los principales fijación y lixiviación. la biotita y la leucita. menor a 0. El elemento presenta diferentes estados o fracciones: K+ soluble en la solución de suelo.080 (20% de materia seca). la muscovita. pulpa de color blanca o crema. 2. K+ estructural constituyente del mineral potásico. amplían sus espacios interlaminares. 1992). 1994). De esta forma es absorbido por la planta (Barrera.FOTOGRAFÍA 1. con resistencia al ennegrecimiento después del procesamiento (Hernández. bajo contenido de azúcares reductores. sin daños enfermedades o verdeamiento. La fijación de K+ es ejecutada por las arcillas expansibles que. al humedecerse. Escala de color para la prueba de calidad de productos fritos. y K+ fijo en cierto tipo de minerales arcillosos (Guerrero. en solución y como catión intercambiable. Guerrero (1993) afirma que la eficiencia de la fertilización potásica está asociada con procedimientos de pérdida del elemento. superiores a los 90 mm. 1994). K+ soluble adsorbido electroquímicamente a la superficie coloidal. Las principales fuentes minerales de potasio en el suelo son los feldespatos potásicos (microclina). La gravedad específica superior a 1. permiten la penetración de los iones de potasio y.

La magnitud de la lixiviación depende de estos factores y.80 < 0.se como resultado del secamiento. es decir el factor “cantidad”. suele ser muy lenta y.* Nivel crítico (me/100 g) Mayoría de cultivos Bajo Medio Alto * Castro. las plantas también utilizan el potasio de minerales del suelo y de residuos orgánicos. esta controlado por el contenido de potasio intercambiable. pueden atrapar cantidades significativas del nutrimento. para un mismo contenido de K+ intercambiable. puede llegar a ser superior al 60% de potasio aplicado en el fertilizante. 1993). El potasio es mucho menos móvil en el suelo que el nitrógeno. pero más móvil que el fósforo ICA (1992). Las pérdidas por lixiviación en el agua de drenaje pueden ser importantes. la magnitud de la pérdida por fijación puede ser superior al 50% del aplicado. Nivel de disponibilidad Papa y hortalizas < 0. ayuda a mantener una reserva de este elemento en el suelo (Guerrero. El potasio en solución depende de la saturación de K+ y los contenidos de Ca y Mg. en ocasiones.80 > 0. combinado con la fertilización potásica aplicada en ocasiones en exceso a la necesidad de la cosecha. lo hace por difusión en un movimiento TABLA 1.15 . La magnitud del proceso está asociada con factores como: a) tipo y cantidad de arcilla y b) ciclos de secamiento y humedecimiento. b) CIC.15 0. Niveles críticos de K+ intercambiable para el cultivo de papa.30 > 0. dependiendo de factores como: a) tipo y cantidad de arcilla. El potasio en solución. En general. c) condiciones de drenaje. lo cual determina dosificaciones muy altas de potasio para controlar las deficiencias del elemento.0. e) condiciones de cultivo.50 0. se puede decir que. Si el potasio llega a moverse. H. en ocasiones. d) volumen de precipitación pluvial o de riego. para ser utilizado por las plantas. El retorno de los residuos de la cosecha al suelo. Además del suministro de potasio a través del fertilizante. los resultados experimentales han demostrado que el K+ intercambiable constituye una medida bastante buena de la cantidad de potasio disponible al cultivo durante su ciclo vegetativo. 1996. En forma general.30 118 . factor “intensidad”. la disponibilidad de K+ será menor si los contenidos de Ca y Mg son excesivos. particularmente en los Vertisoles. 1994). La liberación de K+ fijado. o cuando la saturación de K+ es baja (León.50 .0.

tejidos y en su transporte por xilema y floema. dependiendo de la especie. lo cual se consigue con un incremento de la extensibilidad de la pared celular y una acumulación de solutos para crear un potencial osmótico interno. el cierre estomatal en la oscuridad se correlaciona con una salida del K+ y una disminución de la presión osmótica en las células guardas. Se ha establecido que la presencia de K+ contribuye 119 . aumentando el turgor y. la acumulación de K+ se balancea con la entrada de malato o de Cl-. Altos niveles de potasio en el suelo aceleran el proceso de difusión y por lo tanto. producida por el ácido giberélico. Se ha establecido que este fenómeno es consecuencia de la acumulación de K+ en las células. su absorción (Potash and Phosphate Institute. es decir. particularmente el piruvato de kinasa y la 6. estableciendo el gradiente necesario para la síntesis del ATP o fotofosforilación. El K+ es el activador enzimático por excelencia y existen más de 50 enzimas que lo requieren para aumentar la velocidad de reacción y. en algunos casos. la apertura estomatal. e incrementar el potencial osmótico en las vacuolas. Las condiciones de sequía hacen a este movimiento aún más lento. permaneciendo en estado iónico equilibrando aniones y es muy móvil dentro de la planta. en las películas de agua que rodean las partículas del suelo.lento y a corta distancia. para estabilizar el pH del citoplasma. disminución de los niveles de almidón y aumento de compuestos nitrogenados solubles. las cuales no solamente facilitan su transporte sino que favorecen la función en alargamiento celular y osmoregulación (Clavijo. La elongación celular comprende la formación de una gran vacuola central que ocupa del 80 al 90% del volumen de la célula. fotorespiración. Los cambios en el metabolismo de carbohidratos se deben a la acción que el K+ ejerce sobre ciertas enzimas reguladoras. 2. El potasio es el catión más abundante en el citoplasma y sus sales contribuyen al potencial osmótico de células y tejidos (Domínguez. Un incremento en la concentración de K+ en las células guardas promueve la toma de agua desde las células adyacentes. tales como acumulación de carbohidratos solubles. El K+ también afecta la actividad del almidón sintetasa y de las Atpasas ligadas a la membrana. El potasio influye sobre la fotosíntesis a varios niveles. Por su parte. entre células.fosfofructokinasa.4 El potasio en la planta A diferencia del nitrógeno y el fósforo. actividad de la RUBISCO y una disminución en la respiración. 1984). El mecanismo de carga de la sacarosa dentro del floema se relaciona con altas concentraciones de K+ en los tubos de “sieve”. la afinidad por el sustrato. la elongación del tallo. el potasio no forma compuestos orgánicos en la planta. Además. Su función primaria parece estar ligada con el metabolismo de la planta. sirve para balancear la producción de H+ inducida por la luz y su salida desde las membranas tilacoides del cloroplasto. La regulación de la apertura estomatal. así. importante para la absorción del CO2. 1998). 1994). Un incremento en el contenido de K+ en la hoja es acompañado por un aumento en las tasas de fotosíntesis. es otro nivel de fotosíntesis bajo el dominio de K+. requiere del suministro de K+ en una acción sinergística. En plantas deficientes en K+ ocurren cambios químicos notables.

1994). Los síntomas clásicos de la deficiencia de potasio en plantas de papa. comienzan con un amarillamiento de hojas viejas. o sitios de demanda (Clavijo. seguido por pardeamiento y necrosis (McDole y Robert.7 3.7 < 0. También señalan la falta de potasio las manchas grises de los tubérculos y el ennegrecimiento que presenta a la cocción (Montalvo.5 Efecto de la fertilización potásica en la calidad industrial de la papa Resultados reportados por la literatura internacional muestran diferentes evidencias sobre el efecto de la fertilización potásica en el cultivo de papa: 120 .3 300 20 180 80 800 notablemente a la presión osmótica total y a la tasa de flujo de fotosintatos.5 0.5 0.0 150 10 50 30 300 Alto 6.4 0. desde las fuentes hasta los vertederos.5 1. 1985).5 4. Niveles críticos de K y de otros nutrimentos en el tejido de la papa. 1994).5 70 5 20 15 40 Medio 5.5 7.0 < 0.0 < 3. Más tarde.0 1.5 0. las hojas se desprenden prematuramente. favoreciendo la rigidez y estructura de la planta (Clavijo. 1984).5 2. se extienden sobre la superficie foliar coloraciones amarillentas o negro marrón y.2 < 0.TABLA 2.2 < 0.2 0.3 < 40 <3 < 10 < 10 < 20 Bajo 3.3 0. a causa de la muerte de los tejidos. La superficie foliar muestra primero una coloración azul verdosa entre las nervaduras y manchas rojo marrón en los bordes de ellas. Nivel Elemento Deficiente N K P S Ca Mg Fe Cu B Zn Mn % % % % % % ppm ppm ppm ppm ppm < 2. que se enrrollan hacia abajo.3 1. Una alimentación adecuada de potasio asegura contenidos normales de celulosa y lignina. 2.6 0.5 6.

no fue directamente responsable de una reducción de la materia seca. la deficiencia de potasio ha demostrado disminuir el almidón e incrementar los azúcares en los tubérculos de papa. Dole (1985). por que el KCl tiende a dar un color claro al producto frito (Harrap 1960) citado por Mc. ya que el CaCl no demostró los mismos resultados como lo hizo KCl (Lauglin 1962). los cuales causan el color oscuro a los productos fritos. más de lo que consiguió hacer el KCl (Avdoning et al. P. esto fue demostrado en dos de los tres experimentos realizados. pero el incremento del rendimiento fue contrarrestado por una disminución en el contenido de materia seca. no encontró diferencia entre el efecto del KCl. (1972). Las fuentes de potasio tienen poco efecto en el rendimiento total del tubérculo. contrario a los resultados obtenidos por Kunkel y Holsttat. cuando los niveles de potasio en los análisis de suelos estaban por debajo de los niveles críticos establecidos. reportó almidón y gravedad específica más alta con K2SO4. en la universidad de Idaho (USA). Además. produjeron un porcentaje mayor de tubérculos grandes y una tendencia hacia la gravedad específica más alta. • Según Kyle.Dole (1985). • Schippers (1968). es probablemente más perjudicial que el color ligeramente oscuro producido en los productos fritos. citado por Mc. Kunkel (1977). K. Existe alguna evidencia de que el Cl. • Berger et al (1961). que la papa abonada con sulfato de potasio resulta más harinosa.• Para Mc. Dole y Robert (1985) existe evidencia considerable de que el abono potásico en exceso reduce la gravedad específica (materia seca) en tubérculos de papa. 121 .no afectó la conversión de NO-3 a proteína.Dole y Robert (1985) quienes encontraron que ni el balance de nutrimentos ni la cantidad total de N. Dole (1985). Además de la reducción en la gravedad específica. • Henderson (1976). sostiene que el sulfato de potasio genera una papa más seca. • Estudios realizados por Tindall y Wastermann (1995). K2SO4 o KNO3 sobre el rendimiento y gravedad específica. afectó en gran parte el color de la papa. citado por Guerrero (1993). con altas dosis de potasio.1973). citado por Mc. Dole y Robert (1985). citado por Mc.1978). La reducción de la gravedad específica causada por excesos de KCl. 1976. con mayor contenido de materia seca y una mayor densidad que la obtenida con cloruro de potasio. comparado con dosis iguales de potasio en la forma de KCl. citado por Mc. citado por Mc. pero el K2SO4 aumentó la actividad de la invertasa y la peroxidasa. pero las aplicaciones de K2SO4. La presencia de Cl. estudió cuatro variedades de papa para las cuales el potasio mejoró el rendimiento del tubérculo. El nivel de NO3-N en los peciolos de papa fue consistentemente más alto con K2SO4. citado por el autor anterior. concluyeron que la fertilización con potasio incrementa tanto el tamaño de los tubérculos como la producción total de este. la reducción adicional ha sido demostrada con el uso de KCl en comparación con el uso de K2SO4 (Dole et al. • Algunos procesadores han abogado por el uso de KCl más que el K2SO4. • Por otra parte.Dole y Robert (1985). a dosis equivalentes de potasio.

600 msnm y una temperatura de 13 oC. dos experimentos en los municipios de Toca y Ventaquemada. encontró que la fertilzación insuficiente de potasio. 3. comúnmente reducen la gravedad específica.* 116. departamento de Boyacá. cuyos análisis de caracterización se presentan en la Tabla 3. correspondientes a un clima frío subhúmedo. bajo las siguientes condiciones: 3.1. correspondiente a un clima frío seco. puede reducir el rendimiento y tamaño de los tubérculos. con el patrocinio de Monómeros Colombo Venezolanos S. con una precipitación anual de 800 mm. El experimento de Toca se llevó a cabo en la vereda de Raiba con una altitud de 2.: Indice de salinidad relativo (NaNO3 = 100).. se llevaron a cabo en el semestre A de 1996. * I. Propiedades generales de los fertilizantes.S.3 Fertilizantes potásicos utilizados Fuentes KCl K2SO4 KNO3 Sulpomag (K2SO4.2MgSO4) %K2O 60 50 46 22 %MgO 18 %S 16 22 %N 13 - I.150 mm anuales. 3. citado por Tindall y Wastermann (1995).A.1 40. El experimento de Ventaquemada se realizó en la vereda Bogirque. 3. También concluyó que aplicaciones excesivas de potasio para aumentar al máximo los rendimientos.2 Guerrero R.• Munson (1985).S. En otra investigación reportó mayor contenido de almidón y gravedad específica con K2SO4. con una altitud de 2. 1 Aspectos generales de la experimentación 3. 122 . EXPERIMENTOS REALIZADOS EN SUELOS DEL DEPARTAMENTO DE BOYACÁ Para evaluar el efecto de la fertilización potásica sobre el rendimiento y calidad industrial del cultivo de papa.1. una temperatura promedio de 12 oC y con precipitaciones de 1.830 msnm.1.3 46.2 Material vegetal Se utilizó semilla de papa variedad "Diacol Capiro" (R-12). comparado con igual dosis de potasio en forma de KCl.2 43. 1996.1 Características de los suelos: Se trabajaron dos suelos cuya clasificación general corresponde a un andisol (Typic melanudand) de Ventaquemada y un (Typic dystropept) de Toca.

3 0. Características Fisicoquímicas de los suelos estudiados.4 31.51 171 7.2 3. más un tratamiento control sin fertilización potásica.0 0.3 2.0 0. 3. con arreglo en bloques.4 Diseño experimental Se utilizó en cada una de las pruebas el diseño de parcelas divididas no balanceadas.8 8.6 0.1 14.* Características Profundidad (cm) Textura pH Materia orgánica (%) Fósforo (ppm) Azufre (ppm) Aluminio (me/100g) Calcio (me/100g) Magnesio (me/100g) Potasio (me/100g) Sodio (me/100g) CICE (me/100g) CE (ds/m) Hierro (ppm) Cobre (ppm) Manganeso (ppm) Zinc (ppm) Boro (ppm) Toca 30 FAr 5.0 9. 123 .0 (CIC) 0.37 0.45 * Análisis efectuados en laboratorio nacional de suelos de CORPOICA.0 12. Estuvo conformado por 12 tratamientos (3 parcelas principales x 4 subparcelas).7 0.0 2.1 4.0 0.1 20.1 111 4.61 Ventaquemada 30 FL 5.0 5.1.5 0.TABLA 3. Tibaitatá.8 28.0 2. para un total de 52 unidades experimentales.1 0.8 0.5 0.3 1.

Producción de papa categoría primera. • Variables dependientes: .Rendimiento agronómico. colocando una semilla por sitio. en los tratamientos con KNO3.5% de concentración. el aporte del nitrógeno de esta fuente. KNO3 y K2SO4.2MgSO4). K2SO4. 3. 120 y 180 kg de K2O /ha) .7 Fertilización Con base en los análisis de suelos y las dosis experimentales de potasio establecidas. media.1.Dosis de K2O: (60. Sulfato de potasio. las siguientes: • 180 kg/ha de N usando como fuente urea del 46% de concentración. • 300g/ha de P2O5. 3.Las parcelas principales estuvieron conformadas por las dosis de K2O (baja. . La dosis de N suministrada fue la recomendada por el ICA para suelos alofánicos. Para el balance de la fertilización nitrogenada. y alta. Las dosis usadas de N y P2O5.6 Densidad de siembra La siembra se realizó a una distancia entre surcos de 1m y entre plantas a 40cm. fueron. para el experimento de Ventaquemada. 120 y 180 kg/ha de K2O.Fuentes de potasio: (Cloruro de potasio. se descontó a la dosis de urea.1. respectivamente). Producción de papa categoría comercial (Primera más Segunda). utilizando la fuente Superfosfato triple (TSP) del 44.Factores de calidad industrial: Porcentaje de materia seca en tubérculos. Porcentaje de azúcares reductores en tubérculos. con el fin de mantener una población en el orden de 25. 3. 60.1. de acuerdo a la interpretación del análisis de suelos. Producción de papa categoría segunda.000 plantas por hectárea. Nitrato de potasio y Sulpomag). Las subparcela fueron las fuentes de potasio (KCl. Esta dosis es la recomendada por el ICA para suelos alofánicos altamente fijadores de fosfatos.5 Variables de respuesta • Variables independientes: . se hicieron ajustes para implementar el plan de fertilización: El 50% de la fertilización N-PK se aplicó en bandas al momento de la emergencia y el 50% restante con la primera deshierba (45 días después de la siembra). 124 .

Las categorías se clasificaron de acuerdo al peso y tamaño comercial para esta variedad. como factor de evaluación. Por cada muestra se tomaron 100 gramos de rodajas de tubérculo.9 Evaluación de la calidad industrial Materia seca: Las muestras de tubérculos. En cada unidad experimental se recogieron muestras de aproximadamente 3 libras de tubérculos de diferentes plantas.80 menor a 40 3. pero solo se recolectó una muestra por tratamiento. como sigue: Categoría Cero Primera Segunda Riche Diámetro (cm) mayor de 9 6-9 4-6 menor a 3 Peso (g) 150 . para llevarlas al horno. la toma de muestras en el campo se hizo de igual manera que para la materia seca. pesados en balanza de precisión. se observan las amplias diferencias encontradas entre las dos localidades.2 Resultados y discusión 3. Posteriormente se enviaron a los laboratorios Nutrianálisis en Bogotá.1. para ser llevadas posteriormente al laboratorio. logrando así la extracción total de la humedad.150 40 .8 Evaluación del rendimiento La cosecha se realizó a los 5 meses de edad del cultivo. para análisis de materia seca. donde se analizaron los azúcares reductores por el método de “Lane-Eynon” (método volumétrico). al potasio. el fósforo y el nitrógeno se aplicaron en dosis constantes para todos los tratamientos. Estos resultados fueron complementados con el análisis cualitativo que realiza la industria a través de las pruebas de frito al momento de comprar el producto. a una temperatura de 70 oC durante 72 horas. 3. uniendo las muestras de las replicaciones. En cada una de las localidades los elementos menores.1. 125 .280 80 . Azúcares reductores: Para análisis cuantitativo de azúcares reductores. se recolectaron en el momento de la cosecha.Para el experimento de Toca se utilizaron 150 kg/ha de N y 180kg/ha de P2O5.2. 3. dado que estos suelos no presentaban influencia de ceniza volcánica. se le establecieron variaciones en cuanto a las dosis y las fuentes. para todas las categorías de tubérculos cosechados. realizando pesajes cada 12 horas hasta obtener un peso constante.1 Rendimiento agronómico De acuerdo con los rendimientos presentados en la Tabla 4.

09 3.54 23.89 60 KCl 60 K2SO4 60 KNO3 60 Sulpomag 120 KCl 126 120 K2SO4 120 KNO3 120 Sulpomag 180 KCl 180 K2SO4 180 KNO3 180 Sulpomag 0 - CV (%) * Briceño. V.24 34.12 4.96 42.79 23.TABLA 4. .11 42.91 11.8 11.82 41.64 27..52 28.09 24.12 26.4 23.6 23.95 21.08 40.33 21.09 26.00 4.91 4. Neira.12 4.79 10.94 46.38 6.08 9.35 Fuentes Categoría cero Categoría comercial 23.58 3.75 19. Sánchez M.12 26.57 23.* Toca (ton/ha) Categoría primera Categoría segunda Categoría comercial Categoría primera 21.86 7.23 8.19 3.05 2..62 2.00 23.48 25.41 4.67 22.65 3.64 2.87 42.44 10. Guío.88 28.19 27.2 12.09 28.87 3.15 Ventaquemada (ton/ha) Categoría segunda Dosis (K2O/ha) 9.71 26.65 43.29 9.05 2.45 43.22 23. J.17 20.02 6.98 5.67 9.85 28. 1996.5 26.58 45.18 6.65 28.09 2.32 5.19 23.05 29.29 2.90 6.42 25.6 10.08 28.1 40.64 3.67 43.16 2.13 42.76 25. Rendimientos promedios de tubérculos obtenidos en los dos experimentos.10 3.62 24.47 18.92 20.25 10.. N.95 4.22 21.94 23.29 4.39 24.49 43.7 5.17 24.58 12.37 25.47 13.

Efecto de fuentes En el experimento de Toca se presentaron diferencias significativas para la categoría comercial por efecto de fuentes. Interacción entre dosis y fuentes de potasio sobre la producción de papa categoría comercial. seguido por la dosis media (120 kg de K2O /ha). sólo se obtuvo en esta localidad. el testigo y la dosis baja. Ventaquemada (Boyacá). tanto así que la categoría cero (tubérculo más grueso).Se demuestra que las condiciones agroecológicas del municipio de Toca son más favorables para la producción de papa industrial. En el municipio de Ventaquemada. Las demás categorías no mostraron diferencias por efecto de dosis. siendo el KNO3 la fuente con mayor producción de papa. Efecto de dosis Para el caso de Toca. obteniéndose mayor producción con la dosis alta (180 kg de K2O /ha). obteniendo la mayor producción con la dosis alta de 180 kg de K2O /ha. En cuanto a la producción de papa comercial. mientras que en los suelos de Ventaquemada no superaron las 27 ton/ha. los rendimientos en los suelos de Toca fueron superiores a 40 ton/ha. 127 . Con el experimento de Ventaquemada se presentó diferencia altamente significativa para las categorías primera y comercial. la producción se registró a partir de tubérculos de primera categoría. KCl 28 27 26 K2SO4 KNO3 SULPOMAG TO Rendimiento (ton/ha) 25 24 23 22 21 20 60 120 Dosis (kg de K2O/ha) 180 0 FIGURA 1. el análisis estadístico reportó diferencia altamente significativa con la categoría cero. mostrando un incremento moderado en la producción a medida que se aumentan las dosis.

Los resultados muestran las siguientes tendencias: De acuerdo a los análisis de laboratorio. Es probable que.2. estuvieron dentro de la franja considerada como normal para la industria nacional (Tabla 5).5 y 0.6 me/100 g. caso contrario ocurrió con el cloruro de potasio. semejantes para ambas localidades (0. La aplicación con sulfato de potasio reportó un aumento gradual de la materia seca con las dosis. La dosis alta de nitrato de potasio fue el único tratamiento ligeramente por encima del testigo. aunque sus resultados se mantuvieron dentro de la franja considerada como normal para la industria. Las demás categorías no mostraron diferencias por efecto de fuentes. Para esta categoría y este tipo de suelo. al momento de la cosecha. la materia seca disminuyó (Tabla 5). En los suelos de Ventaquemada. Interacción entre dosis y fuente En la Figura 1 se muestra la interacción entre fuentes y dosis de potasio sobre la producción de papa comercial en el Typic melanudand de Ventaquemada (Boyacá). El experimento de Ventaquemada mostró diferencias significativas por efecto de fuentes.categoría comercial. aunque estadísticamente la materia seca mostró diferencias repecto al testigo.2 Calidad industrial Materia seca Para los suelos de Toca. siendo el K2SO4 y el KNO3 las fuentes con las que se obtuvo mayor producción. sin embargo. para el cual. 3. para los suelos estudiados. se puede observar la tendencia del comportamiento de las dosis de K2O/ha y la expresión en el rendimiento agronómico de las diferentes fuentes. Las demás categorías no mostraron diferencia estadística por efecto de fuentes. Se destaca el efecto que en el rendimiento presentó la fertilización potásica sobre los tratamientos testigos. la fertilización potásica no muestre efectos importantes en cuanto a materia seca. ya que tanto las fuentes como las dosis exploradas presentaron niveles inferiores al obtenido por el tratamiento testigo.6 me/ 100g de suelo). la fertilización potásica mostró un efecto ligeramente adverso para la definición de esta característica. para la categoría segunda. a medida que las dosis aumentaron. las respuestas que presentaron los tratamientos en las diferentes categorías fueron moderadas. el KCl fue el que presentó mejor respuesta en cuanto a la categoría cero. Azúcares reductores Para el análisis de esta variable solo se evaluó una muestra representativa por tratamiento. es decir mos128 . con concentraciones de potasio en el orden de 0. todos los tratamientos presentaron niveles óptimos de azúcares reductores para procesamiento. los efectos de dosis y fuentes de potasio explorados para evaluar la calidad industrial por materia seca. A estos niveles de potasio en el suelo.

5 21.089 0.60 22.TABLA 5.077 0..S. Neira.03 0.03 0. Sánchez M.03 0.R.068 0.79 13.76 15. 129 .054 0. Factores de calidad industrial obtenidos en los experimentos.89 19.47 20. % A. J.85 20.03 0.84 19.110 0.05 0.03 0.03 0.S.R.61 12.55 21.068 0. fueron suficientes para garantizar un adecuado nivel de azúcares reductores en el tubérculo al momento de la cosecha.41 22.66 23. * Briceño.81 21. Guío.037 0.S.91 23. : Porcentaje de azúcares reductores. 0. consideradas como normales para este parámetro. al ser comparados. debido posiblemente a que los niveles de potasio en el suelo. en la cual todos los tratamientos. 0. mantuvieron un rango en la escala de color entre 4 .84 22. 20.45 18.32 12.R.45 Ventaquemada % M.28 21. 1996.26 % A. marcaron diferencias para azúcares reductores.02 0.2%. para las dos localidades. Estos resultados fueron corroborados con la prueba de frito realizada por la industria.051 0.07 10.60 20.15 20. En consecuencia.7.81 % A. 21.66 12.* Variable Tratamiento Toca Nº T1 T2 T3 T4 T5 T6 T7 T8 T9 T10 T11 T12 T0 PP 60 60 60 60 120 120 120 120 180 180 180 180 0 SPP KCl K2SO4 KNO3 Sulpomag KCl K2SO4 KNO3 Sulpomag KCl K2SO4 KNO3 Sulpomag -% M. N.079 % M.03 % almidón 8.088 0.20 20.35 7.67 9.. que son los aceptados para procesamiento de este producto (Fotografía 2).45 10.40 7.49 20.055 0.30 19.63 18.03 0.88 20.04 0. ni las dosis ni las fuentes de potasio exploradas. : Porcentaje de materia seca.03 0. traron concentraciones por debajo de 0.02 0.25 10.089 0..07 21.05 20.083 0. V.35 18.38 10.

permitió obtener los mejores beneficios económicos. a pesar del alto costo del fertilizante.93% respectivamente.5-0. pués los resultados obtenidos sólo podrían asimilarse a suelos con contenidos de potasio en el orden de 0. Es importante estudiar.FOTOGRAFÍA 2. Prueba de calidad cualitativa de frito aplicada a los tratamientos evaluados en suelos de Toca y Ventaquemada. su contenido en el suelo pudo haber sido suficiente para satisfacer las características de calidad. en suelos con bajo contenido de potasio. el efecto de dosis y fuentes de potasio sobre los rendimientos agronómicos y la calidad industrial del cultivo de papa. no tuvieron un efecto marcado sobre la definición de esta variable. con una rentabilidad del 67. Se puede pensar que. los altos rendimientos obtenidos con la fuente KNO3 en dosis media (120 kg de K2O/ha). tanto para el experimento de Toca como para el de Ventaquemada.6 me/100g de suelo. con una rentabilidad del 71.12%. La segunda alternativa correspondió a la fuente KCl en dosis media y alta. para los niveles relativamente altos de potasio de los suelos estudiados.3 Análisis económico En el experimento de Toca. sin adición de potasio al suelo).95% y 67. en cuanto a materia seca y azúcares reductores (observar los registros de estas características en el tratamiento cero. Esto nos demuestra que tanto las fuentes como las dosis de fertilización potásica. 130 . en posteriores investigaciones.2. 3.

210. en cuanto a producción. 90p.C. con respecto a las demás fuentes. V. En: Fertilidad de Suelos. Tesis (Magister Science). Herencia de los factores de calidad para procesamiento de papa autotetrapliodes. 1992. 1996. Manual de asistencia técnica Nº 25.59. por su costo y mayor concentración de potasio. junio. Diagnóstico y Control. p: 247 -278. Fertilización de diversos cultivos. Sociedad Colombiana de la Ciencia y el Suelo. Lima . –––––––––– 1994. sea el fertilizante que presenta mayores ventajas.P. Eficiencia de la fertilización potásica en el rendimiento y calidad industrial del cultivo de papa (Solanum tuberosum) en un Typic melanudand de Ventaquemada . BIBLIOGRAFÍA CITADA BARRERA B. La fertilidad de los suelos de clima frío y la fertilización de los cultivos. CLAVIJO PORRAS. Diagnóstico y Control. y GUÍO. 131 . lo que hace que el KCl.L. quinta aproximación. En: Fertilidad de Suelos.. 3ª serie de divulgación técnica. En revista papa. J. Metabolismo de los nutrimentos de las plantas. 1993. 1984. R. los tratamientos con mayor rentabilidad fueron la fuente KCl en dosis alta.T. Santa Fe de Bogotá. DOMÍNGUEZ VIVANCOS. A. Tesis U. Facultad de posgrado 95 p. Tratado de fertilización : Nutrición Vegetal. p: 62 . Características y condiciones de producción de papa para procesamiento.66.Boyacá. Diagnóstico y Control. p: 37 . seguido por la fuente sulpomag en dosis media. –––––––––– 1994. 1994. Santa Fe de Bogotá.En el experimento de Ventaquemada. HERNÁNDEZ CASTILLO. p: 15 . El Diagnóstico Químico de la Fertilidad de Suelos. GUERRERO. 1992. —————. BRICEÑO.20. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. Santa Fe de Bogotá. Madrid: ediciones Mundiprensa. En: Fertilidad de Suelos. Fertilidad de los suelos de clima frío.Perú. Universidad Nacional Agraria La Molina. Santa Fe de Bogotá. 1989. Sociedad Colombiana de la Ciencia y el Suelo. Monómeros Colombo Venezolanos S. L. 1994. Diagnóstico y Control. FEDEPAPA Nº 5. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. Sociedad Colombiana de la Ciencia y el Suelo. Fundamentos técnicos para la fertilización de cultivos.A. En: Fertilidad de Suelos. Tunja. ICA. Santa Fe de Bogotá. p:151 . E. En: Fertilización de cultivos de clima frío. N.

Wisconsin.LEÓN.183. Madison. LUJÁN. 86p. S. Guía general para la fertilización NUTRIMON de algunas hortalizas en nóstico y Control. Georgia.C. y WESTERMANN. En: Fertilidad de Suelos. p: 155 . 132 . VANES. Variedades de papa colombiana (catálogo preliminar). Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo.7. 1988. en un Typic dystropept de Toca . p: 4 . POTASH and PHOSPHATE INSTITUTE. MONTALVO.A. Tunja. D. L. Algunos aspectos de la industrialización de la papa en Colombia. R. 12. J. Eficiencia de la fertilización potásica en el rendimiento y calidad industrial del cultivo de papa (Solanum tuberosum). 1992. PINEDA C. 1996. H.J. SantaFe de BogoColombia* tá. Evaluación de la fertilidad del suelo. A. Chapter 2. Potassium Nutrition of potatoes. USA. and ROBERT. In: Better crops whith plant food. Potatoes and potassium of irrigated Southern . San José de Costa Rica. T. Atlanta. L. En: Revista FEDEPAPA. y RODRÍGUEZ.134.T. Tesis U. USA. NEIRA. En: Revista papa. Nº 13. B. En: Revista FEDEPAPA Nº 4. E. p: 114 . In: Potassium in Agriculture. Perspectivas para el desarrollo agroindustrial del cultivo de papa en Colombia.Idaho soil (Idaho). MC. y HARTMANS. 1987. 1995. FEDEPAPA Nº5. Serie de libros y material educativo Nº 54. M. DiagTABLA 11. DOLE. y SÁNCHEZ. 1994. Structure and Chemical composition of potatoe. p: 82 . Cultivo y mejoramiento de la papa. In: Storage of potatoes wageningen. Soil Science Society of America.P. R. Q. 1995. RODRÍGUEZ. TINDALL. The Netherlands. K.Boyacá. Manual de fertilidad de suelos.89. y ARÉVALO. 1985. 1992. 1984. Nº4. A.

III Trigo y cebada .

Genera 68. * I. M.100 y 3.* 1. Sc. en los que deben participar en forma coordinada las comunidades y las instituciones con acciones efectivas e inmediatas para no empeorar las condiciones socioeconómicas de los productores. La mayor parte del área productora se encuentra entre los 2. se siembran cerca de 23. INTRODUCCIÓN El trigo es un cultivo importante en la zona fría del departamento de Nariño. factores fundamentales que se deben tener en cuenta en las recomendaciones agronómicas del cultivo.FERTILIZACIÓN DEL CULTIVO DE TRIGO EN EL DEPARTAMENTO DE NARIÑO Carlos Pantoja L. Los costos de producción son de 10. en consecuencia. los cuales. de los cuales aproximadamente el 16 % corresponden a fertilización.000 toneladas. por otra parte. A. principalmente en lo referente a fertilización y manejo de suelos.. ICA. permitirán una producción competitiva por rendimientos y calidad en las condiciones actuales. Los datos corresponden a trabajos de investigación realizados por el ICA y la Universidad de Nariño. Para estas últimas áreas se requiere adelantar programas de conservación de suelos o reforestación. Instituto Colombiano Agropecuario. presencia acentuada de minifundio y. En este documento se presentan algunos criterios relacionados con el uso de fertilizantes y los resultados obtenidos con la fertilización en el cultivo de trigo en Nariño. diferentes grados de erosión.300 millones de pesos. Pasto 134 . manejados adecuadamente.000 jornales al año e involucra alrededor de 18. que corresponden al 46% del área del país. existe un porcentaje considerable de suelos trigueros con fuertes y prolongadas pendientes. * Bernardo García R.000 msnm donde existen varias zonas agroecológicas y diferentes sistemas de producción.000 hectáreas.000 familias. con una producción aproximada de 55. tanto en el Centro Experimental de Obonuco como en fincas de productores. alta presión sobre la tierra. Existe una área considerable con suelos de alto potencial de producción.

500 a 3. suelos pendientes heladas y muy erosionados.2.2. ha identificado tres áreas relativamente homogéneas denominadas conjuntos productivos (CP1.000 kg/ha) Zona C 25% (5.800 Profundidad media (20 .100 .trigo Maí z x frí jol Entre 25 y 50% Medio alto: (2.432 ha) 4. subsuelo compacto impermeable.400 .500 kg/ha Limitaciones Regular distribución de lluvias. Estas zonas homogéneas tienen las siguientes características: Zona A.100 Profundos > 50 cm Papa .1 Caracterización por zonas homogéneas En la zona triguera de Nariño. Conjunto productivo 1 (CP1): Ocupa el 35% del área triguera de Nariño (8. que son las zonas de mayor potencial TABLA 1.788 Fb. Pa Oscuros Franco-arenosos Alta 2. actualmente utilizadas por los programas de diversificación y modernización del cultivo de trigo (Tabla 1).trigo Maí z x frí jol Haba < 25% Alto 3.1.200 .3. corresponde a las áreas agroecológicas Fa y Pa. capa arable muy superficial * ICA-CRECED Altiplano de Nariño 1991-1992.800 . 135 . heladas. muy baja retención de Mala distribución de lluvias.* Características Área (ha) Productores Zonas agroecológicas Color Textura Retención de humedad Altitud (msnm) Capa arable Cultivos de rotación Pendiente Potencial de producción Zona A 35% (8. baja radiación solar Mala distribución de lluvias.992 Fd Pardo claros Arcillosos y francos Muy baja 2. CARACTERIZACIÓN DE LA ZONA TRIGUERA DE NARIÑO 2.CP3) que posteriormente sirvieron de base para la denominación de zonas tipo A. Fc Pardo oscuros Francos Media 2. C. humedad.2.273 ha).273 ha) 4.199 Fa.895 ha) 2.000 kg/ha Zona B 40% (9. B.CP2 .400 Superficial < 20 cm Arveja Variable > 50% Muy bajo: 1.000 a 4. el ICA a través de la investigación y ajuste de tecnología en fincas de productores. Caracterización física de las zonas trigueras de Nariño.25 cm) Maí z .

Carlosama. Imués. Suelos (Tropepts. Los suelos (Andepts. son superficiales y de fertilidad moderada. con pendientes mayores del 50%.de producción. Son áreas aptas para ganadería extensiva y cultivos permanentes. Se encuentran entre 2.800 y 3. Yacuanquer y Tangua. geomorfología. son suelos degradados. en donde interactúan variables agrofísicas (clima. precipitación de 500 a 1. Fc: Se encuentra en los municipios de Funes. Puerres. Conjunto productivo 2 (CP2): Corresponde a las zonas agroecológicas Fb y Fc.895 ha (25% del área triguera). ocupan una extensión de 9. las cuales influyen en los objetivos. tiene suelos moderadamente profundos y un potencial de producción entre medio y alto.000 . Fg: Se encuentra también en el piso térmico frío (2. Ustalfts). de baja evolución y de fertilidad moderada.000 y 2. Orthents) formados a partir de materiales ígneos.100 msnm y son las áreas seleccionadas para modernización del cultivo. pendientes mayores del 50%. altamente susceptibles a la erosión y están asociados con afloramientos rocosos. Tropepts) con influencia variable 136 . dentro de las condiciones técnico-sociales y de manejo actual.000 msnm). Son aptos para programas de reforestación. Córdoba. material parental y suelos) poco modificables a corto o mediano plazo. Provincia subhúmeda (Fa .000 mm/año (provincia húmeda y perhúmeda).400 y 2. Zona C.400 msnm y es el área propuesta para recuperación o utilización en actividades agrosilvopastoriles. temperatura de 12 a 18 °C. Ospina. Orthents. con pendientes hasta del 12%. corresponde a la zona agroecológica Fd.000 msnm. pero con precipitación mayor de 1. Zona B. En la zona triguera de Nariño se encuentran las siguientes zonas agroecológicas: Piso térmico frío con alturas de 2. Tropepts) presentan baja evolución.800 msnm y es la zona seleccionada para diversificación del cultivo.000 mm/año. Se localiza entre 2. tendencias y desempeño del proceso de producción de cultivos y especies animales en el país” (IGAC-ICA.000 a 3. Fd: Se ubica principalmente en los municipios trigueros de Guaitarilla y Tangua.2 Zonas agroecológicas “Las áreas agroecológicas conforman espacios claramente delimitados. Ochrepts. Iles.Fd).Fc . Fa: Se encuentra en los municipios de Ipiales. bien drenados y de fertilidad moderada. presentan baja evolución. o con influencia variable de ceniza volcánica. Conjunto Productivo 3 (CP3): Ocupa un área de 5. Guaitarilla y Pasto. con relieve escarpado. generalmente superficiales y bien drenados. Suelos (Andepts. formados a partir de materiales heterogéneos. erosionadas que por sus condiciones deberían reforestarse. Corresponde a pequeñas áreas de los municipios de Santacruz y La Cruz.3. superficiales y con un bajo potencial de producción. son generalmente profundos. 1985).Fb . Los suelos (Orthens. de relieve fuertemente quebrado con pendientes de 25 a 50%. 2. de relieve generalmente escarpado. con pendientes entre 25 y 50%. bien drenados. Se encuentra entre 2. De relieve plano a ondulado.432 ha (40% del área triguera).

han sido incluidos en el orden de los Inceptisoles y el suborden de los Andepts. con alturas entre 3.000 y 3.5 pH > 6.1 Características químicas Los suelos de la región Andina de Nariño. generalmente superficiales y de baja fertilidad.3 Suelos 2. 59 60 50 % de muestras analizadas 40 40 30 20 10 1 0 < 5. parte baja del páramo. hortalizas. aproximación). Los suelos (Andepts. se clasifican como Andisoles. de relieve plano a ligeramente ondulado.de cenizas volcánicas. Distribuciones de frecuencia de los valores de pH en suelos de la zona triguera del departamento de Nariño. Tropepts ) formados a partir de materiales volcánicos. Son áreas aptas para cultivos transitorios (papa.3. 137 . asociados con afloramientos rocosos y susceptibles a procesos erosivos.200 msnm y precipitación entre 500 y 2. formados a partir de materiales heterogéneos. trigo. los cuales en el sistema americano (7a.000 mm anuales. alta fijación de fósforo. presentan baja evolución. Pa: Corresponde al piso térmico muy frío. Son tierras de altiplanicie. con pendientes hasta del 7%. generalmente superficiales. cebolla. 2. fertilidad baja.5 a 6.5 FIGURA 1. Son áreas que deben mantener una cobertura vegetal permanente. baja evolución. leguminosas) y ganadería semi-intensiva.5 de 5.

en donde el producto de las erupciones ha sido sedimentado como depósito eólico o transportado por el agua.5 (Figura 1). El N intercambiable parece ser adecuado. tienen alto poder de fijación de fósforo. En la parte final de los horizontes superiores domina el alófano.02X 5. Cambios de pH a través del período 1964-1988 en los suelos cultivados con trigo en el departamento de Nariño.0. 6.5 5. 1989).9 5. indica las siguientes tendencias: pH: El 40% de las muestras presentaron un pH bajo (menor de 5. Debido al elevado punto isoeléctrico del alófano.0 Y = 5.95 . 138 .Son desarrollados a partir de cenizas volcánicas recientes.5) y sólo el 1% tuvieron un pH mayor de 6. no obstante desde el punto de vista de fertilidad de los suelos.6 5.5). los suelos presentan un pH más elevado del que les correspondería y por su baja saturación de bases poseen una alta capacidad catiónica de cambio (CCC).6 y 6. el 59% un pH medio (entre 5.8 pH 5. relativamente alto contenido de aluminio intercambiable y compuestos libres de aluminio. en cosechas de período vegetativo largo. El análisis de suelos de 427 muestras tomadas hasta 1988 en la zona triguera de Nariño (García.7 5.4 1964 1968 1972 1976 Años 1980 1984 1988 FIGURA 2. si se tiene en cuenta el débil poder amonificante de estos suelos. el nitrógeno disponible no es suficiente.

25% de las muestras tienen contenidos medios (entre 6 a 12%) y no se presentó ninguna muestra con contenidos altos (mayores del 12%). hasta el año 24 que corresponde a 1988. Al respecto es importante mencionar que a través del tiempo la frecuencia de pH bajo se está incrementando. con la siguiente ecuación de regresión lineal: Y = 5. como un reflejo de la fertilidad de los suelos. X = 0. > 12 FIGURA 3. es preocupante en la zona triguera.02X Donde: Y = pH. Esta disminución drástica en el contenido de materia orgánica se puede observar en la 139 .80 75 70 60 % de muestras analizadas 50 40 30 25 20 10 0 0 <6 de 6 a 12 Porcentaje de M. o sea 1964. en la cual se puede ver que de un pH = 5. El contenido de materia orgánica. Distribuciones de frecuencia de los contenidos de materia orgánica en suelos de la zona triguera del departamento de Nariño. el 75% de las muestras de suelos tienen contenidos bajos (menos de 6%). En la Figura 2 se observan los cambios de pH a través del período 1964 .45 en 1988.O.0.9 en 1964 se ha bajado hasta 5. como consecuencia de la pérdida de bases originada por la degradación y mal manejo de los suelos. De acuerdo con la Figura 3.1988.95 .

X = 0. hasta el año 24 que corresponde a 1988. en 1988. o sea mayores de 45 ppm (Figura 5). se resalta. determinado por Bray II).10 Y = 9.0.5 me (Figura 7).O. la alta frecuencia (75%) de contenidos bajos de P aprovechable (menos de 30 ppm de P. o sea 1964.37% en 1964. Figura 4. En la Figura 6 se observa que existe una frecuencia del 40% de valores altos de Ca (mayores de 6.37 . El calcio presenta cierta variabilidad en la zona triguera. (porcentaje) 8 7 6 5 1964 1968 1972 1976 Años 1980 1984 1988 FIGURA 4.O. Cambios de los contenidos de materia orgánica a través del período 19641988 en los suelos cultivados con trigo en el departamento de Nariño.0 me. se presenta un 30% de los valores medios (entre 1.5% de M. De un contenido promedio de 9. 140 .37 .16X Donde: Y = % de M. hay un 43% con valores medios (entre 3. (inferiores a 1.16X 9 M. Este efecto lineal negativo se presenta en la ecuación de regresión: Y = 9. igualmente.0 me/100 g de suelo).0 me y sólo un 17% con valores menores a 3.5 me) y un 17% de contenidos superiores a 2. Solamente el 12% de las muestras analizadas tuvieron contenidos medios de P y el 13% contenidos altos. Cabe anotar.0 y 6. Los contenidos bajos de magnesio.O.. que los análisis estadísticos indican que el contenido de calcio en estos suelos también decrece a través del tiempo. Con relación al fósforo.5 me/100 g de suelo) predominan con una frecuencia de 53%. se llegó a 5.5 a 2.0.

disminución de la porosidad.55 X Donde: Y = me de Mg.6 . la materia orgánica y el calcio. hasta el año 24 que corresponde a 1988. la capacidad de intercambio catiónico y de los nutrimentos que ella contiene y deteriora la actividad biológica.1 me en 1988. la estabilidad estructural. La pérdida de los nutrimentos disminuye la producción y aumenta los costos de la fertilización. solamente queda un promedio general de 2. Para este elemento la ecuación de regresión calculada fue la siguiente: Y = 10.6 me de Mg que existían. La disminución del contenido de materia orgánica origina disminución de la capacidad de retención de agua en el suelo. en promedio. La acidificación implica aumento en los problemas de insolubilización de los nutrimentos.80 75 70 % de muestras analizadas 60 50 40 30 20 12 10 13 0 < 30 de 30 a 45 P(ppm) > 45 FIGURA 5. es evidente la pérdida de magnesio a través de los años. o sea 1964.0. X = desde 0. Distribuciones de frecuencia de los contenidos de fósforo aprovechable (Bray-II) en suelos de la zona triguera del departamento de Nariño. La situación anterior pone en evidencia un proceso acelerado de degradación de estos suelos. en 1964. 141 . Todos estos efectos se reflejan en la pérdida de la productividad de los suelos. en la Figura 8 se observa que de 10. Al igual que el pH.

Sobre el boro. (Tabla 2).0 ppm). el 76% de las muestras analizadas tuvieron niveles medios (1.0 Ca (me/100g de suelo) > 6.20 ppm ) y 40% de encontrar valores medios ( 0. menores de 3. cobre. Distribuciones de frecuencia de los contenidos de calcio intercambiable en suelos de la zona triguera del departamento de Nariño. mayores de 6.0 ppm). estableció que había 60% de probabilidades de encontrar valores bajos de boro (menores de 0. en la zona triguera de Nariño.0 ppm. Respecto al cobre.0. no hubo ninguna muestra con niveles mayores de 0.0 de 3. en tanto que los niveles de disponibilidad de hierro y manganeso son altos. los datos no son concluyentes.1.21 . 45 43 40 40 35 % de muestras analizadas 30 25 20 17 15 10 5 0 < 3. citados por Urbano (1989). existe una alta probabilidad (82%) de encontrar niveles bajos. hay un 18% de probabilidades de encontrar valores medios (3. Guerrero y Burbano. encontraron que una buena proporción de los suelos volcánicos andinos del sur de Colombia son potencialmente deficientes en molibdeno.0 ppm.3.6. cobalto y zinc.0 a 6. 142 .0 ppm) y solo un 5% tuvieron niveles bajos (menores de 1. García (1988).60 ppm ).Con relación a los elementos menores.1 . Con relación al zinc.0 ppm) y ninguna muestra de suelos con niveles altos.0 FIGURA 6. el 19% niveles altos (mayores 3.60 ppm.

6 >6 82 18 - * Garcí a (1988). Entregada para reemplazar a “Sugamuxi-68”. De acuerdo con Legarda.1 Variedades Actualmente en el departamento de Nariño se cultivan las siguientes variedades: “ICA-Yacuanquer”. pH 8. menor de 1 g/cm3. está recomendada para lugares situados entre 2. Muestras analizadas: 58.600 kg/ha y se recomienda para zonas ubicadas por encima de los 2. 3. Una característica importante.000 y 3. franco-arenosas y franco-limosas.008 M. “ICA-Gualmatán”.1 . es la alta porosidad y permeabilidad. derivada de su origen volcánico. Reemplazó a la variedad “Yuriyá-79”.2 Características físicas Respecto a las características físicas. Fe.5.3 >3 5 76 19 ≤ 5 5. tiene un rendimiento máximo comercial de 6.0. Método de extracció n: B fosfato monobásico 0.000 msnm. tiene un rendimiento máximo comercial de 3. 143 .60 > 0.250 kg/ha.* Boro Hierro Cobre Manganeso Zinc Lí mites de Lí mites de Lí mites de Lí mites de Lí mites de % de % de % de % de % de valores** valores** valores** valores** valores** muestras muestras muestras muestras muestras ppm ppm ppm ppm ppm ≤ 0. así como su densidad aparente baja. hierro. La capacidad de retención de agua es muy variable. el tipo de arcillas y de la profundidad de los suelos.20 0. Distribuciones de frecuencia de contenidos de boro.60 60 40 ≤ 10 10. el 65% de los suelos de clima frío de Nariño corresponden a la denominación de no plásticos a ligeramente plásticos y el 35% son plásticos o muy plásticos.20 > 20 100 ≤ 1 1. Cu.600 msnm. en cambio es mayor la estabilidad estructural en los suelos del Altiplano de Pasto. manganeso y zinc en suelos cultivados con trigo en el departamento de Nariño. depende del contenido de materia orgánica. a la variedad Bonza-63. Los suelos de la Sabana de Túquerres tienen una textura media. baja estabilidad de agregados que los hace muy susceptibles al deterioro.1 .3. citado por Urbano (1989). en los suelos de clima frío de Nariño predominan las texturas francas. 2. Mn y Zn: NaHCO3 + EDTA.21 .TABLA 2. cobre.10 > 10 5 95 ≤ 3 3. TECNOLOGÍA LOCAL 3.1 . ** Lí mites reportados por Lora (1981). y en algunas zonas.1 .

La ferti60 53 50 % de muestras analizadas 40 30 30 20 17 10 0 < 1. el agricultor acostumbra a dejar el suelo completamente “mullido”. pero con menor calidad panadera respecto a las anteriores. 3. Preparación de suelos La preparación de suelos es excesiva. se realiza con “yunta” de bueyes y en algunos casos con tractor.2. en alturas cercanas a los 2. con rendimientos generalmente mayores a 4.400 msnm.500 kg/ha.5 Mg (me/100g de suelo) > 2.“ICA-Achalay”.800 kg/ha. Distribuciones de frecuencia de los contenidos de magnesio intercambiable en suelos de la zona triguera del departamento de Nariño. 144 . con rendimientos comerciales potenciales de 1. “Tota-63”. En la zona sur del departamento se siembra la variedad “Chimborazo”.5 a 2. Se entregó para reemplazar a “Bonza-63” y se recomienda para lugares por encima de 2.100 msnm. Es especialmente tolerante a suelos infértiles y condiciones de sequía.500 kg/ha.5 FIGURA 7.5 de 1. el rendimiento máximo comercial es de 4.

maíz . los agricultores siembran trigo en el primer semestre.0. La siembra se realiza al voleo con una cantidad de semilla de 200 a 250 kg/ha. 145 .haba . muy pocos utilizan urea al inicio del macollamiento. rentabilidad comparativa de los cultivos y factores sanitarios. Cambios de los contenidos de Mg intercambiable a través del período 1964-1988 en los suelos cultivados con trigo en el departamento de Nariño.trigo Trigo . Por lo menos en un 40% del área cultivada se deja en rastrojo o se prepara con mucha anticipación.500 msnm.55X 10 Mg (me/100 g) 8 6 4 2 1964 1968 1972 1976 Años 1980 1984 1988 FIGURA 8.papa . 3. recursos económicos del agricultor. Rotación de cultivos Según Wall (1985) y Pantoja (1992). hasta 150 kg/ha de un fertilizante completo (10-30-10 ó 13-26-6). Sobre los 2.12 Y = 10. lización se realiza en el momento de la siembra. en la zona triguera. generalmente en dosis bajas. la rotación depende de los siguientes factores interrelacionados: altitud.trigo . topografía.6 .3. tres o cuatro meses antes de la siembra. exponiendo el suelo a procesos erosivos.papa .descanso .700 msnm las rotaciones más frecuentes son: Trigo .trigo Trigo .papa Alrededor de los 2.

tales como pendiente. en cualquiera de sus formas. también se está considerando que esos máximos y óptimos rendimientos no son posibles si existen limitantes en los factores inmodificables de la producción. otros: 2%. cebada . los requerimientos nutricionales del cultivo. dada una ecología inmodificable. heladas. porque es uno de los factores de producción que más incide en el incremento de los rendimientos.trigo En algunas ocasiones incluyen cebada dentro de la rotación. arveja. además. aireación. humedad. FERTILIZACIÓN DE TRIGO EN EL DEPARTAMENTO DE NARIÑO 4.trigo: 5%. que se produce en suelos de baja fertilidad. considerar otros aspectos tales como manejo de plagas. altura sobre el nivel del mar. esto es hacerla más eficiente. papa.maíz . además. 146 . Cuando se acepta o se da como supuesto una ecología inmodificable. profundidad del suelo. fríjol .trigo: 24%.trigo: 42%. es una práctica que merece atención por parte de los técnicos y agricultores. así como en las labores de preparación del suelo que afectan principalmente características tales como estructura.1 Importancia de la fertilización En toda explotación agrícola se busca optimizar la función de producción. 4. costo. La fertilización. la dosis. enfermedades. capacidad de retención de humedad e incidencia de malezas. deficiencia de agua.trigo: 12%. La cantidad de fertilizante que debe aplicarse requiere considerar. debido principalmente a los residuos de fertilizantes que pueden quedar entre un cultivo y otro. La rotación de cultivos es uno de los aspectos que más influye en la recomendación de fertilizantes y en la densidad de población.trigo: 2%. En términos de porcentaje. debido a sus altos costos y su interacción con otros factores pero. antes de hacer rotación con otro cultivo principalmente maíz. uso de semillas mejoradas. trigo . etc. arveja .400 msnm la rotación más frecuente es: Trigo . cultivo anterior y otras características del suelo. época y métodos de aplicación. repitiendo el mismo ciclo entre dos a cinco años. el tipo o fuente del fertilizante. En esta ecuación los suelos y los fertilizantes son parte del manejo que requieren los cultivos ya que es necesario. que se produce en terreno plano y ladera. retención de humedad. que es rentable en suelos de mediana a alta fertilidad. papa . los siguientes aspectos: el contenido de nutrimentos del suelo. pendiente del terreno. granizadas. las rotaciones más frecuentes en Nariño. entre otros.trigo: 2%.fríjol . descanso . malezas. son: maíz .dejan el terreno en descanso en el segundo semestre y vuelven a trigo. En alturas menores de 2. arcillosos y de ladera.trigo: 11%.

En el Centro de Investigaciones del ICA-Obonuco.. con 20 a 50 ppm de P y alto contenido de K. 13 de Ca. citados por Urbano (1989). 1980). se encontró que existe una interacción positiva de NxP y que el mayor efecto fue debido principalmente a la aplicación de dosis altas de P2O5.3 Respuesta del trigo a la fertilización con elementos mayores Muñoz y colaboradores. en presencia de diferentes dosis de P2O5. hasta 60 kg/ha. se lograron altos rendimientos con aplicaciones de 60 kg/ha de N y 150 kg/ha de P2O5.5. con 40 kg/ha de N y 170 kg/ha de semilla.856 kg/ha de trigo con 80 kg/ha de N más 100 kg/ha de P2O5. en suelos con pH de 5. utilizando variedades promisorias de trigo identificadas como V-10 y V24. en kilogramos por hectárea. entre 1956 y 1972 establecieron 21 experimentos de fertilización.4. Ruano y Muñozca (1985) estudiaron el efecto de tres densidades de siembra (130 . citados por Navas (1972). Los primeros autores obtuvieron 2. fueron las opciones más adecuadas para recomendar a los agricultores. Los experimentos desarrollados durante 1968 y 1969. y aún las variedades dentro de una misma especie. a los 20 días y a los 60 días. 4. Como norma general. 45 de K.O. experimentalmente. Arteaga (1985). requieren cantidades diferentes de nutrimentos para cumplir con su ciclo vegetativo. El cultivo de trigo. en algunos municipios del departamento de Nariño. para obtener buenos rendimientos. 20 de Mg y 12 de S (Chandler.2 Requerimientos nutricionales del cultivo de trigo Las diferentes especies. Méndez (1979). Delgado y Delgado (1969). encontró que al aplicar la mitad del N en el momento de la siembra y la otra mitad en el inicio del macollamiento.368 kg/ha de trigo con 30 kg/ha de N y 60 kg/ha de P2O5 y 3. en el estudio de la relación más adecuada entre los factores nitrógeno y densidad de población para el trigo. en los semestres 62A y 64B. en suelos con niveles superiores se lograron altos rendimientos con aplicaciones máximas de 30 kg/ha de N y 75 kg/ha de P2O5. o 46 kg/ha de N y 150 kg/ha de semilla. se encontraron altas respuestas del cultivo al N. 15 de P. requiere. citado por Guerrero. En los experimentos realizados por el ICA. de los siguientes elementos: 85 de N. Ordoñez y Valencia (1971) y Muñoz y colaboradores (1976).O. pero menores de 90 kg/ha de N. Los resultados mostraron que en suelos con un contenido menor del 6% de M. y 30 ppm de P. encontraron. los mayores rendimientos de trigo con la aplicación de 60 kg/ ha de N. aplicaciones superiores solamente aumentaron los rendimientos cuando se complementaron con la mayor dosis de fósforo utilizada. en presencia de dosis altas de N. fraccionado en tres partes iguales aplicadas a la siembra. 120 kg/ha de P2O5. encontraron diferencias significativas en los rendimientos al estudiar la interacción de NxP. encontró respuestas hasta con 60 kg/ha de N. de 3 a 9% de M.150 y 170 kg/ha de semilla). tres dosis 147 . una alta producción de materia seca implica una mayor extracción de nutrimentos del suelo.

densidades de población y control de malezas. El fósforo no influyó en los componentes de rendimiento. 5 kg/ha de B y 5 kg/ha de Zn. ni tampoco a la aplicación simultánea de 10 kg/ha de MgO. y entre 50 a 75 kg/ha de urea en el inicio del macollamiento. La máxima producción. fue suficiente una fertilización con 100 kg/ha de urea. Para alturas menores de 2. fertilización del cultivo anterior (N-P-K). entre ellos la fertilización.100 y 130 kg/ha de P2O5) y tres dosis de nitrógeno (20 .400 msnm.de fósforo (70 . altura sobre el nivel del mar. El nitrógeno influyó significativamente en los componentes de rendimiento. calculada por presupuestos parciales. la recomendación más consistente fue la fertilización con 200 kg/ha de un fertilizante completo alto en fósforo.300 y 1. se encontraron respuestas significativas al aplicar 69 kg/ha de S. entre 150 y 200 kg/ha de fertilizante completo y entre 50 y 75 kg/ha de urea. El análisis multivariado de estos experimentos indicó que los factores de producción estudiados que incidieron notablemente. Para alturas entre 2. lo cual sugiere ampliar la investigación respecto a este elemento. donde por restricciones en la productividad y en la capacidad de uso de los suelos. posiblemente por la buena disponibilidad en el suelo. de 4. con menor potencial de producción (entre 2.000 granos y la longitud de la espiga. pH del suelo.201 kg/ha de trigo.500 . desde el punto de vista estadístico. Cuando la rotación era con papa. no se observaron respuestas significativas a la aplicación de 30 kg/ha de K2O. precipitación durante el período del cultivo. Se encontraron respuestas altamente significativas en los rendimientos de grano de trigo por efecto de la aplicación de nitrógeno y fósforo. conjuntamente con Sección de Ajuste de Tecnología de ICA de Nariño (1989). con tasa marginal de retorno por debajo de 75%. generalmente con mayor potencial de producción (mayor de 3.40 y 60 kg/ha de N). alrededor de 133%. contenido de potasio del suelo. El enfoque consideró criterios de áreas homogéneas y potencial de producción.500 kg/ha) y la fertilización recomendada se encuentra alrededor de 100 kg/ha de un fertilizante completo y 50 kg/ha de urea. pendiente del terreno 148 . del 428%. no se debería sembrar ningún cultivo.401 y 2.800 msnm.000 kg/ha). Urbano (1989). Las densidades de siembra no influyeron en el rendimiento. en las respuestas del cultivo de trigo.800 msnm. este último factor determinado principalmente por la profundidad del suelo y la capacidad de retención de humedad del mismo. se presentaron varias recomendaciones. que corresponde a las zonas más deterioradas y con muy baja capacidad de retención de humedad. Esta recomendación produjo una tasa marginal de retorno. según el tipo de rotación: en promedio. se obtuvo con 60 kg/ha de N.500 kg/ha). Para las zonas trigueras situadas por encima de los 2.3. Los estudios de Pantoja (1985) se enfocaron a obtener recomendaciones de algunos factores de la producción. condujo durante 1987 diecinueve experimentos sobre fertilización en trigo. variedades. pero presentaron una relación inversa sobre el peso de 1. fueron: cantidades aplicadas de nitrógeno y fósforo. los rendimientos esperados son muy bajos (entre 1. En dos de los diecinueve experimentos. altura de plantas y número de espigas por metro cuadrado. solo que para estos casos la tasa marginal de retorno fue más baja.

14031.777 kg/ha).7. El análisis multivariado utilizado por Urbano (1989).0001 161 Y = rendimiento de trigo al 15% de humedad: Y = 16152. con los siguientes estimadores estadísticos: R2: CMDR: F: PR mayor de F: G.3138 + 6. en forma implícita.0592N2 .L.4621P .0. para el año de l989. fósforo nativo y.487 kg/ha de grano).6579Kmsnm + 180.9885K2 + 3131.0. el uso de variedades y prácticas culturales del agricultor.0007Pd x NP) donde: Y = Rendimiento en kilos por hectárea de trigo al 15% de humedad Pca = fertilización del cultivo anterior Kmsnm = kilómetros de altura sobre el nivel del mar K = potasio nativo ( en me de K) N = nitrógeno aplicado P = fósforo aplicado pH = pH del suelo Pd = porcentaje de pendiente del terreno NP = interacción nitrógeno por fósforo El cálculo de la dosis óptima económica.: Y: 0. arrojó los siguientes resultados: Para la zona homogénea de bajo potencial de producción: 69 kg/ha de N.85 213360. más 20 kg/ ha de P2O5 ( para un rendimiento óptimo esperado de 1. 149 .6742Pca .06 0.1284Kmsnm2 + 14. para capital ilimitado. Para la zona homogénea de alto potencial de producción: 73 kg/ha de N. más 112 kg/ha de P2O5 (para un rendimiento óptimo de 4. permitió establecer una ecuación empírica generalizada de producción para predecir rendimientos en la zona triguera de Nariño. con precios del producto y costos de N y P aplicados a nivel de finca.5683 103.(en porcentaje). más 80 kg/ha de P2O5 (para un rendimiento óptimo económico de 3.1049(P x pH) . Para la zona homogénea de mediano potencial de producción: 97 kg/ha de N.079 kg/ha de grano).5596N + 44.

pero la rusticidad implica sacrificio en los rendimientos. En otro sitio experimental los rendimientos se incrementaron 150 . las respuestas positivas a zinc se presentaron en tres de los cuatro sitios experimentales y en el sitio Imués-2 se presentó respuesta a la interacción borato x MgSO4. García (1992) encontró efecto deprimente en la producción por la aplicación de boro al suelo.25 kg de B/ha. mientras que la parcela con 2. Como se observa en la Tabla 3. El vaneamiento del trigo y la cebada en el departamento de Nariño es muy frecuente en suelos erosionados que los agricultores denominan ¨suelos flacos¨. debido a la continua remoción de estos elementos por las cosechas. 40 y 60 días después de la siembra. debido a que el boro es esencial en el crecimiento del tubo polínico. los cuales han mostrado respuestas positivas en algunos tipos de suelos. Estos incrementos de los rendimientos se produjeron por efecto de la reducción de la infertilidad. la mayoría de las investigaciones sobre elementos menores se han orientado a determinaciones de las concentraciones en el suelo. se instaló un cultivo demostrativo de cebada en el sitio Imués-2. En la zona andina del departamento de Nariño. además. En un estudio sobre respuesta del trigo a la aplicación de elementos menores y sulfato de magnesio en suelos deteriorados de los municipio de Imués y Guaitarilla en el departamento de Nariño.200 kg/ ha. rindió más del doble.5 l/ha por aplicación. especialmente los que tienen niveles medios y altos de degradación. En un paso posterior a los experimentos anteriores. mientras que las pruebas biológicas han sido escasas. en suelos degradados con contenidos inferiores a 0. en la germinación del polen y en la traslocación de los carbohidratos. en una parcela se aplicó boro vía foliar a los 20. con un fertilizante foliar del 8% de B. pero se produjo un porcentaje alto de vaneamiento con rendimiento de 1. aún con aplicación de dispersante. en suelos erosionados de Nariño (Tabla 3) encontró incrementos hasta del 383 por ciento en las producciones de cebada. a razón de 1. a la introducción de nuevos genotipos con altos requerimientos nutricionales.25 ppm de dicho elemento. por el aumento de macollas por unidad de superficie y por un mayor llenado del grano.4. la estructura de las hojas con una alta densidad de vellosidades no permiten entrar en contacto con los estomas. estas se han intensificado últimamente en algunos cultivos como papa. García (1993). trigo y cebada. a las prácticas de fertilización y manejo. en los cuales acostumbran a sembrar trigo de la variedad "Tota" que presenta resistencia al vaneamiento. por efecto de la fertilización con dos kilogramos por hectárea de boro. Esta respuesta se debe a que la deficiencia de boro afecta a la planta desde el desarrollo temprano y los aportes a los 20 y 40 días se hacen sobre un área foliar baja. y por el deterioro de los suelos. aplicado al suelo.4 Respuesta del trigo a elementos menores y secundarios Los micronutrimentos se han convertido en las últimas décadas en elementos de gran importancia en la agricultura. la cantidad de nutrimento captado es bajo. por tanto. Sin embargo.

por efecto de la fertilización con 2 kg/ha de B más 7 kilos de Zn y 150 kg de MgSO4. En el mismo suelo.651 2.7 a 47.886 3.571 1.110 2. sulfato de zinc y sulfato de magnesio.127 3.665 3.386 2. Lora (1978). zinc y sulfato de magnesio.011 1. pasó de 2. encontró una gran influencia del régimen de humedad en la respuesta de la papa a la aplicación de boro. Los sitios experimentales estuvieron localizados en pendientes entre el 20 y el 60 por ciento. 151 .403 kg/ha de grano.690 kilos.9.244 2.622 a 2. de 1.065.1 585 1.002 1. en un semestre con baja precipitación.830 2. mientras que en un período húmedo se presentó efecto deprimente.415 2.320 a 2.271 1 2 3 4 5 6 7 8 0 0 0 0 15 15 15 15 * Tomado de Garcí a (1993). Los suelos de las repeticiones ubicadas en la parte alta presentaban mayores grados de degradación.949 Buesaco 143 155 180 142 697 527 842 997 Sindagua 1.735 3. en las cuales las respuestas positivas fueron mayores a la aplicación de boro. la producción se incrementó significativamente por efecto de la fertilización con dos 2 kilos de B por hectárea. por el aumento del número de macollas por metro cuadrado de 214 a 294 y por el aumento de los granos por espiga de 38.595 Localidades producción (kg/ha) Imués -2 367 219 1.TABLA 3. En los tres sitios experimentales la aplicación foliar de molibdeno y cobre no produjo ningún efecto. los rendimientos se incrementaron por efecto del incremento del peso de mil granos de 46. En un tercer sitio.190 358 1.200 2.* Tratamientos Borato (kg/ha) ZnSO4 (kg/ha) 0 0 16 16 0 0 16 16 MgSO4 (kg/ha) 0 150 0 150 0 150 0 150 Imués .501 a 51. en suelos de Cundinamarca.119 3. Los incrementos se debieron al aumento de las macollas por metro cuadrado. que en las repeticiones ubicadas en la parte inferior de los experimentos. se presentó una alta respuesta positiva a la aplicación de boro. Producción de cebada V-124 por efecto de la fertilización con borato-48.568 2.

000 800 .maí z Trigo .500 .400 y 2. Para la zona comprendida entre 2. es suficiente la aplicación del fertilizante completo en el momento de la siembra.2. al capital que esté dispuesto a invertir y al riesgo implícito en toda recomendación y aplicación de fertilizantes (Pantoja.2. Cuando se siembra sobre rastrojo de maíz. Producción sin fertilización (kg/ha) Producción con fertilización (kg/ha) Recomendación (kg/ha) Rotación NPK1 Papa . Aunque se presentan varias opciones (Tabla 4).descanso Trigo .100 y 2.4. en dosis de 200 a 250 kg/ha.5 Recomendaciones de fertilización y densidad de siembra La recomendación de fertilizantes actualmente dada por el ICA para la zona triguera de Nariño.3. Si la siembra se realiza después de un cultivo de papa que se ha fertilizado con un mínimo de 1. se recomienda: Si la rotación es trigo .arveja 200 150 .1992).700 2.100 . son guías que el técnico o el productor puede modificarlas de acuerdo con sus condiciones específicas. TABLA 4.500 .500 1. aplicar entre 150 y 200 kg/ha de fertilizante 10-30-10 ó 13-26-6 en el momento de la siembra y 50-75 kg/ha de urea al inicio del macollamiento.800 msnm.000 msnm Tipo B 2. además de ser poco rentable.300 . Para zonas bajas comprendidas entre 2.1. C.75 50 . como consecuencia de los limitantes de agua. 2 Al inicio del macollamiento. La aplicación de fertilizantes.1. conlleva altos riesgos de pérdida por las bajas producciones que se puede esperar. descritas anteriormente y las rotaciones de cultivos predominantes.1. infertilidad del suelo y excesiva pendiente.200 .400 msnm.papa Trigo .800 .500 .barbecho. 152 .400 msnm 2. Al momento de la siembra.500 kg/ha.trigo Maí z x frí jol (o haba) Trigo .401 .75 50 Zona Tipo A 2. contempla básicamente las zonas homogéneas tipo A. Recomendaciones para la fertilización del trigo en suelos del departamento de Nariño.200 200 .4. 1988 . se recomienda solamente la aplicación de 50 a 75 kg/ha de urea al inicio del macollamiento.800 msnm Tipo C 2. no se recomienda la siembra de trigo por sus bajos rendimientos.2.3.000 1.250 Urea2 100 (175 nitrón) 50 50 .500 3.500 1 Fertilizante completo alto en fósforo (13-26-6 ó 10-30-10). en consecuencia son consistentes con el potencial de producción de los suelos y son recomendaciones a las cuales se les ha realizado el análisis económico. B.

y 50 kg/ha de urea al inicio del macollamiento. se esperan rendimientos superiores a 3.12 > 12 P-aprovechable ppm < 30 30 . se recomienda aplicar 100 kg/ha de urea. Las recomendaciones con base en los análisis de suelos se presentan en la Tabla 5. M. la cantidad de semilla certificada debe ser de 170 kg/ha y se disminuye a 150 kg/ha cuando el cultivo anterior ha sido papa.150 50 .45 > 0.500 kg/ha (Tabla 4). Para todos los casos. en la siembra.100 0 .* Fertilización recomendada N (kg/ha) 50 .Instituto Colombiano Agropecuario. “ICA-Achalay” y “Bonza-63”.30 .0.O. “ICA-Gualmatán”.Para la zona con alturas entre 2.G. Respuesta del trigo a la fertilización fraccionada del nitrógeno y diferentes densidades de población.45 > 45 K-cambiable me/100 g < 0. cuando se utiliza semilla producida por el agricultor. 1985.500 kg/ha. por lo menos en un 10%. Con las recomendaciones de fertilización mencionadas para la zona A y la utilización de variedades apropiadas para el departamento de Nariño. en inicio del macollamiento. Bogotá.75 25 . Igualmente. BIBLIOGRAFÍA CITADA ARTEAGA.000 msnm. TABLA 5.45 * Tomado de: Instituto Colombiano Agropecuario. Quinta aproximación (1992). Recomendaciones para la fertilización del trigo en el departamento de Nariño con base en los análisis de suelos.50 15 . Programa de Estudios para graduados en Ciencias Agrarias (PEG). Es necesario incrementar. se presentan varias opciones de fertilización: Cuando se siembra sobre rastrojo de papa que se ha fertilizado con un mínimo de 1. haba o trigo). % <6 6 . la urea debe aplicarse al voleo y en condiciones de suelo húmedo. En otro tipo de rotación (maíz asociado con fríjol. tales como “ICA-Yacuanquer”.50 0 P2O5 (kg/ha) 100 . se recomienda aplicar 200 kg/ha de 10-30-10 ó 13-26-6.30 0. 153 . o 175 kg/ha de nitrón-30.50 K2O (kg/ha) 25 . Tesis (Magister Scientiae) Universidad Nacional de Colombia .25 0 Resultados del análisis de suelos M.800 y 3. 89p.

p. Facultad de Ciencias Agrícolas. Disponibilidad de elementos menores en suelos de clima frío de Nariño.B.p. Quinta aproximación. 1978. v. Pasto.H. M. GARCIA. Revista de Investigaciones. formas y épocas de aplicación de nitrógeno al trigo.I. 1981. Estado de los micronutrimentos en suelos derivados de cenizas volcánicas.) Universidad de Nariño. 1984. R. y BURBANO. 225-268. R. Pasto: p 8-11. zinc y sulfato de magnesio en suelos erosionados de Nariño. Informe anual de actividades 1989. Pasto: ICA. 181. –––––––––– 1989. Universidad de Nariño. 154 . Universidad de Nariño. Pasto. Sección Suelos C. G. 32-45.I. Obonuco. Obonuco. Instituto Colombiano Agropecuario.) Fertilidad de suelos. R. diagnóstico y control.R.H. 63 p. 214 p.p. Obonuco 1956-1983. s. 2. __________ 1992. GARCÍA. 1989. (Mecanografiado).BURBANO. En: Silva. Diagnóstico tecnológico de las especies prioritarias agrícolas y pecuarias en el área del CRECED Altiplano de Nariño. GUERRERO.R. Fertilización de la cebada con boro. Bogotá: Sociedad Colombiana de la Ciencia del suelo. __________ 1993. Agr. Sección Suelos C. __________ 1989. (ed. 1993. El diagnóstico químico de la fertilidad del suelo y la recomendación de fertilizantes. 425 p. Resumen de investigaciones del programa de suelos del C. En: Suelos Ecuatoriales (Colombia) Vol.B. (ed. O. p. s. Tesis (Ing. 12 no. (Mimeografiado). DELGADO.) Curso de actualización en suelos con énfasis en las condiciones de Nariño. fundamentos y aplicaciones. Estudios del efecto de niveles. 1980. Revista de Ciencias Agrícolas. Informe anual de labores 1992. Colombia. O. Bogotá. 1. O. Diagnóstico microregional del CRECED Frontera Sur. p. y VIVEROS. Fertilización en diversos cultivos. GUERRERO. 9. No. 1969. Sept. Ipiales: ICA. 7(6)1:158-167. F. __________ 1992. y DELGADO. 16-18.I. En: Burbano H. La recomendación de fertilizantes. Pasto: Sociedad Colombiana de la Ciencia del suelo. Cambios de algunas características de los suelos de la zona andina de Nariño a través del período 1964-1988. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. R.

A. ICA . y MUÑOZCA. H. 1972. Suelos Ecuatoriales (Colombia) 9(2):183-191. Resumen de la encuesta exploratoria de trigo. Pasto: ICA. 1989. 155 . ORDOÑEZ. Programa Nacional de Suelos. Facultad de Ciencias Agrícolas. PANTOJA. Pasto: ICA .1992 . Universidad Nacional de Colombia . Tibaitatá. Plegable divulgativo No. WALL. Programa de Estudios para Graduados en Ciencias Agrarias (PEG).) Universidad de Nariño.Federación Nacional de Cultivadores de cereales. 1978. E. Respuesta del trigo a la aplicación de nitrógeno y fósforo en los suelos del Altiplano de Pasto. Municipio de Tangua y Yacuanquer. D. Pasto: ICA . 1992. 1971. P. Evaluación agroeconómica de la fertilización en trigo en diferentes zonas agroecológicas de Nariño (ecuaciones empíricas y econometría). J. Efecto de diferentes dosis de nitrógeno y densidades de siembra sobre la producción de dos variedades de trigo en la zona de Nariño. 4a. 50p. PANTOJA.) Universidad de Nariño.M. y MUÑOZ. 133 p. 258. MENDEZ. (Mecanografiado). L.: il. Fertilización y manejo de suelos en el cultivo de trigo en el departamento de Nariño.INSTITUTO GEOGRÁFICO AGUSTÍN CODAZZI e INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. y VALENCIA. Facultad de Ciencias Agrícolas. 53 p. 1985. El nitrógeno en cultivos de clima frío.L. J. NAVAS A. 154 p. nitrógeno y densidades de siembra sobre una línea promisoria de trigo en el Altiplano de Pasto. Pasto. Tesis (Magister scienciae). aproximación. Recomendaciones técnicas para las especies prioritarias en el área del CRECED Altiplano de Nariño. 1979. 1985. Efecto de niveles de fósforo. Zonificación agroecológica de Colombia: Memoria explicativa.C. ICA. Nariño. E. RUANO. Bogotá. Nariño.FENALCE.CRECED Altiplano de Nariño. Agr. PANTOJA. URBANO. 22p. S. 1985. Tesis (Ing. Bogotá. Agr. 150 p. 1989. En: Informes anuales de Ajuste Tecnológico 1988 . IGAC. LORA.R. Respuesta de los cultivos de clima frío a la aplicación de micronutrimentos. Colombia. Conjuntos productivos y recomendaciones de fertilización y densidades de población en trigo. (Colombia). y mapa.C. En: Informe de progreso de 1979. Tesis (Ing. Suelos Ecuatoriales (Colombia) 4(4):293-294. 1992. L. Pasto. (Mecanografiado). B.Instituto Colombiano Agropecuario. L. 90p. et al.C. Pasto.

ya que esta variedad mostraba características sobresalientes de precocidad. De una publicación reciente (enero 1987) de la Corporación de Estudios Agrícolas y Ganaderos (CEGA). Instituto Colombiano Agropecuario. se ha extractado la Tabla 1.) fue introducida a Colombia por Jerónimo Lebron hacia 1539 junto con el trigo y la avena. Investigador Programa Nacional de Suelos. fue de 1. rendimiento y calidad. la producción nacional se ha ido incrementando. Con la aparición de la variedad mejorada “Funza” obtenida por el Programa Nacional de Cebada del ICA. lo que demuestra que hay buena demanda del producto.1972). 1985 y 1986. eran de mala calidad cervecera (Contreras et al. L. De la Tabla 1 es difícil obtener los rendimientos por hectárea. Centro Nacional de investigaciones Agropecuarias Tibaitatá. que aparte de ofrecer bajos rendimientos y de ser tardías. aun cuando el volumen de importaciones ha permanecido más o menos constante.FERTILIZACIÓN DE LA CEBADA Edgar Amézquita Collazos* 1. Cundinamarca y Boyacá los * Ingeniero Agrónomo. siendo los departamentos de Nariño. Sin embargo.88 ton. lo que demuestra que hay facilidades de crédito para los productores. el panorama cambió. De acuerdo con dicho cuadro. por cuanto aparece sólo el hectareaje que ha recibido financiación. Las primeras siembras se hicieron en Tunja. 156 . Su cultivo empezó a adquirir importancia a partir del establecimiento de la industria cervecera a fines del siglo pasado. que muestra resumidamente el balance físico de la cebada durante los años 1984. INTRODUCCIÓN La cebada (Hor deum vulgar e. El área financiada por el FFA también ha ido incrementándose. El rendimiento promedio por hectárea 1986B. PhD. de acuerdo con estadísticas de FENALCE. a esto se aunó el establecimiento de precios remunerativos y campañas de fomento de las empresas cerveceras. hasta antes de 1951 la producción de cebada presentaba múltiples problemas ya que solo existían mezclas de variedades.

2. pero las mejores zonas son las que presentan un promedio de 14 °C y poseen buena luminosidad.* 1984 Producción (Ton) Importación (Ton) Área cultivada1 (Has) 26.000 12.9002 * CEGA (1987). 1 Área financiada por el Fondo Financiero Agropecuario (FFA). convierte la energía del sol en los materiales requeridos para su crecimiento. excepto en las sabanas de Túquerres e Ipiales. mediante el proceso de la fotosíntesis.270 99. FACTORES QUE INFLUYEN EN LA PRODUCCIÓN La planta de cebada al igual que el resto de los vegetales. Todas las prácticas del cultivo deben centrarse en el principio de que la producción depende de la habilidad de la planta para fotosintetizar. ZONAS PRODUCTORAS Las principales zonas productoras de este cereal se hallan ubicadas en los departamentos de Cundinamarca.14 ton/ha. en donde en general. 4.800 y 3.700 1985 59.700 96. 3. 1. 1987).000 8.7 ton/ha y 1. Boyacá y Nariño.800 msnm.250 mm y con temperatura entre 11 y 18 °C. 3.362 9.180 has (Banco Ganadero. para alcanzar máximas producciones se debe velar por maximizar la fotosíntesis. falta de interés por los productores o falta de fomento ha impedido que el cultivo crezca en área.300 1986 70. En el citado semestre se obtuvieron en estos departamentos los siguientes rendimientos respectivamente: 2. 2 Estimada.200 msnm.200 has y 2. con un total de área sembrada de 4.702 100. Respecto a precipitaciones. en los cuales desde el punto de vista agroclimatológico se adapta bien el cultivo. crece bien en zonas con promedio anual entre 800 y 1.TABLA1.400 y 2. encontrándose más tecnificados los cultivos en los dos primeros departamentos que en Nariño. Pequeñas áreas se siembran en otros departamentos andinos. se siembra en fincas pequeñas. 157 . Entonces.430 has. principales productores. Balance físico de la cebada en Colombia. REQUERIMIENTOS CLIMÁTICOS En Colombia la cebeda se ha adaptado bien a la faja climática comprendida entre los 2.57 ton/ha. Sin embargo. pero se ha sembrado entre 1.

densidad de siembra. Así por ejemplo. Si el factor limitante es bajo nivel de fertilidad del suelo o de algún nutrimento. este factor determinará el máximo nivel de producción que se pueda alcanzar en determinada localidad. Por eso. malezas. agua.. época de siembra. En otras palabras. enfermedades. luz y calor. Por otro lado. etc. Algunos de estos factores a nivel de campo pueden ser controlados por el hombre: agua. nutrimentos y soporte físico.Los factores que afectan la producción del cultivo tales como fertilización. los rendimientos se pueden incrementar exitosamente con una fertilización adecuada pero solamente si el suelo la requiere y otros factores como humedad. se maneja técnicamente. si todos los demás factores se presentan en forma ideal excepto uno. Si no hay suplencia adecuada de alguno de los factores nombrados anteriormente. calor. no se controlan adecuadamente. pero además de que estos factores deben estar presentes. selección de la variedad. son difíciles de controlar. se puede controlar fácilmente mediante una fertilización adecuada.. para un óptimo desarrollo de la planta. nutrimentos y soporte mecánico. profundidad y distribución de la semilla. malezas. pueden incidir en la capacidad del cultivo para desarrollar todo su potencial de producción. en los cuales el exceso de agua en pocas horas o días puede afectar los rendimientos. el agricultor debe sembrar el cultivar o cultivares que mejor se adapten al clima de su finca. presencia de plagas.270 kg/ha extrae del suelo aproximadamente: 70 kg/ha de N 28 kg/ha de P2O5 56 kg/ha de K2O 158 . El escaso sistema radical y su corto ciclo de vida hace que la cebada responda favorablemente a la aplicación de fertilizantes (Jacob Uexkull. los otros se ven afectados. es necesario tener en cuenta que si algunos factores como humedad del suelo. control de malezas y pastos. por ello no debería sembrarse en suelos compactados superficialmente o en suelos muy arcillosos y planos. profundidad de siembra. si el factor limitante es temperatura (calor) y no se puede controlar. aire. el cultivo se ve adversamente afectado. pero los factores del clima. 1961). el crecimiento de la planta se verá afectado. deben considerarse dentro del contexto de cómo ellos afectan la intensidad fotosintética. enfermedades. Por ejemplo. Todos los factores de producción son interdependientes. Si un factor cambia. REQUERIMIENTOS NUTRICIONALES La cebada posee un sistema radical débil y poco desarrollado. fertilidad. control de plagas. se requiere que ellos se presenten en combinaciones adecuadas. Si alguno de estos factores se encuentra en cantidades limitantes. Una cosecha de 2. etc. la producción será regida por este factor limitante. normalmente se afirma que: el nivel de producción de un cultivo no puede ser mayor que el que se lo permita el factor de crecimiento más limitante. estructura del suelo. 5. Los factores básicos para la fotosíntesis son: luz. Por ello.

de espiga corta. La variedad “Funza” es muy precoz. suelos muy aireados. bajas temperaturas. suelos turbosos. con un período vegetativo de 145 días aproximadamente. alcalinos o calcáreos. del tipo de cultivo con el cual se rote y también del objeto del producto final (maltería. lo que depende en buen grado de los factores ambientales. en las zonas de páramo sus rendimientos no justifican su cultivo. P. emprendió en 1967 un programa de mejoramiento masal para las zonas cebaderas comprendidas entre 2. genotipos poco eficientes en la absorción y sobre encalamiento (Norman et al. suelos con contenidos altos de Cu. de hábito primaveral. de las condiciones del suelo. La cebada para cervecería requiere un buen abastecimiento de fósforo y potasio. Deficiencias de Zn pueden encontrarse en suelos ácidos. arenosos. áreas de baja intensidad luminosa y bajas temperaturas del suelo.200 metros sobre el nivel del mar. consumo o forraje). fertilización excesiva con N. Variedad “124”: no obstante su limitada capacidad de adaptación. 159 . VARIEDADES Variedad “Funza”: es una variedad de amplia capacidad de adaptación y de reconocida rusticidad. Mg. regiones muy húmedas o secas. Cu y Fe. Su calidad es bastante buena. aunque en el momento de la maduración se dobla en forma de bastón. Es una variedad de seis hileras. Por esta razón el Programa de Investigación de Cebada. 1984). respuesta media a manganeso y zinc y alta a cobre. sin excesos de N. Respecto a otros elementos nutritivos es preciso agregar de acuerdo con Lucas y Knezek (1972). limitaciones en el crecimiento de las raíces. suelos con bajo contenido de materia orgánica. que la cebada presenta baja respuesta a boro y molibdeno. en suelos que han sido fuertemente fertilizados con N. El color del grano es amarillo oscuro.700 y 3. Bajos contenidos de manganeso se pueden encontrar en suelos alcalinos o calcáreos. Sus rendimientos son en la actualidad bastante bajos debido a su susceptibilidad al volcamiento. por sus altos rendimientos por unidad de superficie y el alto puntaje de sus semillas. sin embargo la espiga es resistente al desgrane y al descabezamiento. pero a pesar de ello. tanto en extracto como en fuerza diastásica. Las raspas son largas y aserradas y tienden a cerrarse como si fueran a juntarse en la parte superior.El tipo y cantidad de fertilizante a aplicar en un momento dado depende de las condiciones climatológicas. K. exposición del subsuelo al nivel. es muy aceptada por los agricultores. De esto se deduce porqué la variedad “124” ha desplazado hoy prácticamente a la variedad “Funza”. P y Zn o cuando se ha encalado excesivamente. Ca. erecta. 6. Es posible encontrar deficiencias de cobre en suelos arenosos o turbosos. Fe y Zn y donde se ha encalado excesivamente . su período vegetativo es de 135 días.

90 a 1.53 Esta variedad de hábito primaveral es muy precoz. La “ICA-Surbatá”. almacenamiento y prácticas culturales adecuadas. procedente de un F5. con un período vegetativo que oscila entre 130 y 140 días. procedente de una F6 de Surbatá. Las hojas de las plantas son más o menos erectas. Es susceptible al escaldado y a la mancha punteada de la hoja. la hoja bandera es de menor tamaño que las demás. Variedad “ICA-Tibaná”: en 1967. lo mismo que al “enanismo amarillo” (BYDV). con un promedio de cuatro. semiadherida y arrugada. muy superiores a los de la variedad “Funza” y semejantes a los de la variedad “124”. pero sólo se recomiendan para las zonas por debajo de los 2. La altura de la planta varía entre 0.064.00 metro y el tallo tiene de cuatro a cinco nudos. En Nariño. Experimentalmente esos rendimientos son semejantes a los señalados. según los siguientes datos registrados en el Centro Nacional de Investigaciones de Tibaitatá. muy precoz. como en Cundinamarca y Boyacá. es otra de las variedades mejoradas obtenidas en la Granja de Surbatá.000 kg/ha en promedio. semi inclinada. Comercialmente sus rendimientos han sido de 3. El grano es de color amarillo oscuro. pues espiga a los 65 días aproximadamente y tiene un período vegetativo de 130 días. Es resistente al “enanismo” de Nariño y a carbón volador y moderadamente resistente a las manchas reticulares de la hoja. Su raquilla es lisa. con un período vegetativo de 135 días. de muy buenos rendimientos y de mejor calidad que la “124”. aleurona grisácea. Es de una amplia adaptación en el departamento de Nariño.612. cuyo tamaño varía entre siete y ocho centímetros de longitud.Variedad “Galeras”: sólo se cultiva en Nariño.21 “124” 2. menos anchas que las de las variedades ordinarias. se siembran también las variedades “Funza” y “124”. de acuerdo con los resultados obtenidos por la Caja Agraria en sus campos de multiplicación en fincas de 12 agricultores. que es una enfermedad limitante de la producción y a la cual dicha variedad es resistente. es la variedad “ICA-Surbatá”. de rendimientos aceptables pero de grano más delgado que el de “Funza”. de aristas aserradas y con 60 granos en promedio. alargada y delgada. semialargada. la variedad que se conoce hoy como “ICA-Tibaná”. de cutícula fina. de espiga laxa. La “ICA-Surbatá” es una variedad de seis hileras.616. se incluyó en ensayos de rendimiento y pruebas regionales.800 metros sobre el nivel del mar. particularmente en las regiones donde se presenta el “enanismo”. por lo cual su puntaje es bajo. Variedad “ICA-Surbatá”: otra variedad de buenas perspectivas para elevar la producción de cebada en el departamento de Boyacá. En siembras comerciales ha sobrepasado el rendimiento de tres toneladas por hectárea. bajo condiciones normales de densidad de semilla.54 “ICA-Tibaná” 3. 160 . Variedades Kilogramos/ha “Funza” 1. de un color verde azuloso. Es de hábito primaveral.

Los más altos rendimientos se obtuvieron con aplicaciones de 90 y 120 kg/ha. cerca a Mosquera. 7. pero más tardía que las variedades comerciales y susceptible al volcamiento. En el suelo. la cual debe sufrir una serie de transformaciones para dejar el nitrógeno en forma asimilable para las plantas. A pesar de que encontraron incrementos significativos en los rendimientos con dosis de 30 kg/ha de nitrógeno. RESPUESTA AL NITRÓGENO La cebada requiere un buen suministro de nitrógeno para su crecimiento y producción. por cuanto el uso continuo de suelos en agricultura. de altos rendimientos. cuando se utilizaron materiales genéticos promisorios obtenidos por el Programa de Fitomejoramiento de Malterías de Colombia. sean diferentes a las de las mencionadas investigaciones. Cantillo y Caldas (1983) encontraron rendimientos que superaron 4. propicia la descomposición más acelerada de la materia orgánica y la degradación rápida o lenta de los suelos. pueden ocasionar mala calidad cervecera y pueden provocar volcamiento en el campo. 60. cuando estas dosis se aplicaron a suelos oscuros ricos en materia orgánica. Solo unos pocos kilogramos de nitrógeno en formas aprovechables (NH4+ y NO3-) son el producto de esas transformaciones. el nitrógeno está ligado a la materia orgánica. y comprobada resistencia al “enanismo amarillo”. no justificaban económicamente la aplicación de más de 30 kg/ha de nitrógeno. tendiendo a desaparecer cuando se pasó de 40 a 85 kg/ha de semilla. Es por ello. obtuvieron respuesta positiva a dosis crecientes de 30. Ensayos más recientes (Fernández. 75. En suelos claros. que casi obligatoriamente se hace necesaria la fertilización nitrogenada. Quizás los primeros resultados publicados sobre fertilización nitrogenada en cebada han sido los reportados por Rodríguez y Rico (1969) quienes en base a 46 ensayos realizados en Boyacá y Cundinamarca. S.A. Hoy en día. 60 y 90 kg/ha de nitrógeno. 161 . encontraron que la aplicación de 60 y 90 kg/ha de nitrógeno causaron efectos depresivos en los rendimientos. debe evitarse el uso excesivo de este elemento en los programas de fertilización por cuanto las sobredosis prolongan el período vegetativo. el nitrógeno forma parte de las proteínas. pudiéndose pensar que las respuestas que pudieran encontrarse ahora. 90 y 120 kg/ha de nitrógeno en relación al testigo sin nitrógeno. Dentro de la planta. asociados con bajos contenidos de materia orgánica. Es además bastante tolerante a las enfermedades de la hoja. la respuesta fue dependiente de la densidad de siembra. de las enzimas y de muchos productos metabólicos intermedios en la síntesis y transferencia de energía. el panorama quizá sea un poco diferente. 1982) realizados en Mosquera (disponibilidad moderada de N) y en Villapinzón y Tibasosa (baja disponibilidad de N) mostraron respuesta positiva a la aplicación de 30. Sin embargo.0 ton/ha con la aplicación de 30 kg/ha de N en combinación con 150 kg/ha de P2O5 y 30 kg/ha de K2O. pero los incrementos en producción.Variedad “Boyacá”: obtenida también en la Granja Surbatá. En Marengo.

703 y 2. En suelos volcánicos del departamento de Nariño.342 kg/ha de cebada). pudiéndose deducir que hay necesidad de aplicar nitrógeno a los cultivos de la región en dosis adecuadas de acuerdo a sus requerimientos y a la velocidad de la transformación de materia orgánica incorporada a formas asimilables de nitrógeno. 17.018. que las dosis de 70 y 90 kg/ha se revelaron en general como las más recomendables en Tundama y las de 90 y 120 kg/ha en Iraca.623 kg/ha y para las de la primera semana de abril: 2. Ensayos recientes llevados a cabo por Campuzano (1986) en los municipios de Yacuanquer e Iles. 601 y 339 kg/ha.7/1 y para densidades de 120 kg/ha y aplicaciones de 70 kg/ha de nitrógeno la relación era de 5.533.441 kg/ha respectivamente. 45.964 kg/ha de cebada). para estudiar la influencia de las interacciones entre épocas de siembra. respectivamente. fueron para las siembras de febrero: 824. los mejores rendimientos se obtuvieron con las siguientes combinaciones de dosis de nitrógeno y época de siembra: febrero: 120 kg/ha de nitrógeno (1. Un análisis de frecuencia de los contenidos de materia orgánica de gran número de muestras analizadas por el ICA (Marín. cuando aplicaron dosis inferiores de fósforo la respuesta fue nula. encontrando que en San Jorge. para las de marzo: 1.0/1 para las combinaciones de 70 kg/ ha de semilla y 45 kg/ha de nitrógeno.456 kg/ha de cebada) y abril: 45 kg/ha de nitrógeno (3. 2. Navas y Henao (1982)) en la región andina señala que el 50% de las muestras presentaron contenido interpretado como alto. 3. Muñoz.0/1. marzo: 90 kg/ha de nitrógeno (3. para las densidades de 90. Las dosis de nitrógeno utilizadas fueron: 0. cuando incrementaba la densidad de siembra y las dosis de nitrógeno en la cebada “Chía”. 120 y 140 kg/ha de semilla. Para las mismas densidades. respecto a la fertilización nitrogenada.733 kg/ha de cebada “Chía 1-M” en Iles. Weickzorek y León (1973) y Navia y Soto (1968). cuando se aplicaron dosis de 0.40 y 80 kg/ha de nitrógeno. para optimizar rendimiento. de la densidad de la siembra. Madero (1986) igualmente ha estudiado los ingresos adicionales y las relaciones beneficio/costo. 70.208 kg/ha en Yacuanquer y 2. En Tundama. hasta cierto grado. 162 .2/1 y 16. encontraron respuestas positivas a la aplicación de 30 a 90 kg/ha de nitrógeno.Ensayos llevados a cabo por Madero (1986A). mostrando buena respuesta a la aplicación del nutrimento en ambas localidades.525 y 3. mostraron en general que las siembras realizadas en marzo en comparación con las hechas en febrero y abril presentaron mayores rendimientos.262 y 3. para densidades de 70 kg/ha y aplicaciones de 90 kg/ha de nitrógeno la relación beneficio/costo era de 4. dosis de nitrógeno y densidad de población en los rendimientos y calidad de la variedad “Chía” en Tundama (Cundinamarca) e Iraca (Boyacá). y 70 kg/ha de semilla y 90 kg/ha de nitrógeno. 2. cuando se aplicaron niveles de fósforo (P2O5) entre 125 y 150 kg/ha. 29% contenido medio y 21 % contenido bajo.299 y 2. por ejemplo. 120 y 140 kg/ha de semilla. En Tenjo las relaciones fueron mejores. observándose que el rendimiento fue dependiente de la época de siembra y. 2.493. 90 y 120 kg/ha correspondiendo a cada dosis tres densidades de siembra: 90. arrojaron los siguientes rendimientos: 2. Concluye el autor.339.

Los suelos andinos en los cuales se siembra la cebada.357 kg/ha de cebada para dosis de P2O5 de 0. 1979). La formación de espigas y granos y. como se anotaba anteriormente. además. 1974). RESPUESTA AL FÓSFORO El fósforo es esencial para el crecimiento. arrojaron los siguientes rendimientos promedios con el genotipo “Chía”: 2.780. asociados con coloraciones púrpura en las hojas. el macollamiento es pobre y se presenta muerte descendente de las hojas. las cantidades de P a adicionar en los programas de fertilización son mayores que las de nitrógeno. Los rendimientos más altos en sus ensayos los obtuvo cuando combinó el nitrógeno y el fósforo.729 y 3. Ellos fueron 3. pero la respuesta está supeditada a que el contenido de nitrógeno en el suelo o las aplicaciones de este elemento sean apropiadas. Las deficiencias de fósforo en el cultivo se manifiestan por la presencia de colores verdes oscuros. la dosis óptima de fósforo oscila entre 150 y 225 kg/ha.725 kg/ha para la combinación N: 40 kg/Ha y de P2O5: 55 kg/ ha. son generalmente deficientes en fósforo aprovechable y fijan grandes cantidades del fósforo aplicado al suelo como fertilizante (Bastidas et al. 2. floración y fructificación de la cebada. aunque el cultivo tiene menores requerimientos de fósforo que de nitrógeno. los rendimientos están asociados. Ensayos realizados en los departamentos de Cundinamarca. por ello.8. De sus ensayos en suelos de fertilidad media en Cundinamarca (Villapinzón) Fernández (1982) concluye que la cebada respondió tanto en rendimiento como en calidad a la 163 . 55. Aunque los requerimientos de fósforo por la cebada están alrededor de 28 kg/ha de P2O5. con la presencia de fósforo disponible en la primera etapa de la vida de la planta. en Nariño. Morales (1974). En suelos con contenidos inferiores a 20 ppm de fósforo aprovechable (Bray II). Es por ello. por ser alofánicos derivados de cenizas volcánicas. Boyacá y Nariño en la década de los años 60 por el ICA y más recientemente por Navia y Soto (1968). 2. Cepeda y Chavarro (1969). Cuando esto ocurre. En suelos cuyos contenidos de fósforo estaban entre 20 y 50 ppm. la cebada responde mejor a las aplicaciones de fósforo que a las de nitrógeno. en general. 110 y 165 kg/ha respectivamente. Fernández (1982) y Cantillo y Caldas (1983). acelera la maduración del cultivo. por lo tanto.838 kg/ha cuando aplicó 80 kg/ha de nitrógeno y 100 kg/ha de P2O5 y 3. tal como lo han demostrado las investigaciones realizadas. 1984). que en los programas de fertilización debe siempre pensarse en el efecto de la interacción N x P (Guerrero. Ensayos realizados por Campuzano (1986) en los municipios de Yacuanquer e Iles. lo mismo que para el desarrollo de las raíces y el fortalecimiento de los tallos con lo cual se obtiene resistencia al volcamiento.493. la dosis más aconsejable variaba entre 75 y 150 kg/ha de P2O5 (Guerrero. de acuerdo con Hunter (1962). han demostrado una clara respuesta de la cebada a dosis crecientes de fósforo.

se deberían usar fertilizantes con alto contenido de P2O5 como el superfosfato triple (46%).516 kg/ha con la variedad “Chía”. mostrando que hay menos problemas de fósforo en la Sabana. Respecto a la relación de macroelementos.28 en el Centro Experimental de cebada Tundama. El calfos fue usado por McCormick y Galiano (1959). en dosis de 150 y 300 kg/ha de P2O5 con buenos resultados en la variedad “Funza”. produjeron rendimientos de 2. En la sabana de Bogotá estos porcentajes fueron: 45%. los rendimientos fueron de 3. 14% medios y sólo un 18% contenidos altos. Navas y Henao (1982) muestran que el 68% de los suelos exhibieron contenidos bajos.820 kg/ha de cebada. Rodríguez (1969) afirma que para la sabana de Bogotá y Ubaté se deberían usar fertilizaciones que cumplieran con la relación 1-5-1 (N-P2O5-K2O) para suelos bajos en fósforo y la de 1-2. Los resultados sobre distribución del contenido de fósforo aprovechable en la zona andina que presentan Marín. en combinación de 70 kg/ha de nitrógeno (urea) y 20 kg/ha de K2O (cloruro de potasio).356 kg/ha. Varias fuentes de P2O5 se han utilizado para fertilizar la cebada.43 y 1. actualmente es de difícil consecución y su calidad ha disminuido.917 kg/ha. las mejores dosis de nitrógeno variaron entre 30 y 90 kg/ha y las de P2O5 entre 70 y 87 kg/ha.14 en Villapinzón y entre 0. en combinación con 150 y 300 kg/ha de P2O5 provenientes del calfos. Desafortunadamente. 164 . estos dos últimos no se han probado a pesar del grandísimo potencial que presentan. la aplicación de 45 kg/ha de nitrógeno (sulfato de amonio). respectivamente. sino para otros cultivos que se siembran en suelos bajos o medios en fósforo a lo largo del país. en ambos casos en dosis de 300 kg/ha.aplicación de dosis de 60 a 120 kg/ha de nitrógeno y de 70 a 105 kg/ha de P2O5.638 y 2. respectivamente. Cuando usó 45 kg/ha de P2O5 provenientes del superfosfato triple. Sin embargo. cuando la comparó con la aplicación al voleo. pero usando como fuente de fósforo la Fosforita Huila. utilizando 90 kg/ha de P2O5 provenientes del calfos. encontró rendimientos de 3. bajo condiciones de invernadero en suelos fuertemente ácidos de la sabana de Bogotá. el fosfato diamónico (18-46-0) o el fosfato monoamónico (10-50-0). Sin embargo. En suelos de Tenjo (Madero.400 kg/ha. En Iraca (Boyacá). en combinación de 70 kg/ha de nitrógeno (urea) y 20 kg/ha de K2O (cloruro de potasio). Concluye también de sus ensayos que la fertilización de la cebada parece ester relacionada con una relación N/P de 0.5-1 para suelos con contenidos medios de fósforo. 25% y 30%. produjeron rendimientos en grano de 1. 1986). En suelos de buena fertilidad y de buen contenido de materia orgánica. no solo para la fertilización de la cebada. Para poder cumplir con estas relaciones. es esta última la que generalmente usan los productores de cebada. Los rendimientos fueron superiores a 2.472 y 4.57 a 1. Las mismas combinaciones. Rodríguez (1966) demostró que la mejor forma de aplicación es la de aplicación localizada. Respecto a la forma de aplicación del fertilizante fosforado.

Hasta hace un tiempo atrás se aceptaba que los suelos del país presentaban buen contenido de potasio. En Nariño. Un buen muestreo se logra dividiendo la finca en áreas uniformes y muestreando sobre estas repetidamente en unos 10 sitios para conseguir buena representatividad de la fertilidad del área uniforme escogida. usando una densidad de siembra de 85 kg/ha en la Sabana de Bogotá. Muñoz. pero se cree que es necesario iniciar investigaciones por cuanto los suelos se han ido empobreciendo gradualmente y las nuevas variedades presentan potenciales altos de rendimiento (Guerrero. FERTILIZACIÓN COMERCIAL La fertilización comercial debe basarse en la realización de un buen y oportuno análisis de suelos. un suministro adecuado. Cantillo y Caldas (1983) informan que la cebada “Quibenras” incrementó sus rendimientos de 3. según el Programa Nacional de Suelos del ICA (1981). a medida que la agricultura se ha intensificado sobre los mismos lotes de terreno. Weickzorek y León (1973) y Navia y Soto (1968) no encontraron respuesta a la aplicación de 30 a 50 kg/ha de K2O. 1984). y de 150 kg/ha para el caso del fósforo. Incluso. 165 . aumenta su resistencia a plagas y enfermedades y estimula el desarrollo del sistema radical. Un buen análisis se inicia con un buen muestreo del lote o lotes que se van a sembrar. para el caso del nitrógeno.5 a 4. empiezan a aparecer respuestas de los cultivos a la aplicación de potasio. mejora la calidad maltera y aumenta la resistencia de la planta al volcamiento. los segundos investigadores. En la cebada. 1986A) y de 225 kg de P2O5/ha (Guerrero. RESPUESTA AL POTASIO El potasio juega un papel importante en la fotosíntesis. Con base en los acontecimientos presentados. en base nutricional. cuando se incrementó la dosis de K2O de 15 a 30 kg/ha. sin embargo. ya se ha señalado que se han encontrado respuestas significativas con dosis de hasta 120 kg de N/ha (Madero.9. De ésta se envía aproximadamente 1 kg para los análisis de laboratorio.0 ton/ha. cuando aplicaron 50 kg/ha de K2O a la variedad “Funza”. Aunque en esta tabla se señalan requerimientos máximos de 75 kg/ha. del cultivo de la cebada. por cuanto controla la apertura y funcionamiento de los estomas. 10. poco se ha investigado en cuanto a respuesta de potasio. La Tabla 2 recoge las demandas de fertilización. 1984). Actúa también como activador de las reacciones enzimáticas y es muy importante en el uso eficiente de agua por las plantas. informan haber encontrado efectos depresivos. La mezcla de las submuestras obtenidas en estos 10 sitios constituirá una muestra compuesta representativa. en presencia de 30 kg/ha de nitrógeno y de 150 kg/ha de P2O5. actuando en el proceso de transformación de la energía luminosa en energía química.

debe agregarse cal agrícola en dosis apropiadas. O. A. Marzo.R. sulfato de amonio o Nitrón-26. Es altamente recomendable hacer aplicaciones localizadas en banda. TABLA 2. En la Tabla 2 se presenta una guía general para la fertilización comercial de la cebada en Colombia. BIBLIOGRAFÍA CITADA BANCO GANADERO. Plan apropiado para suelos con alta disponibilidad de potasio.* Fertilizante y dosis (bultos/ha)1 Plan de fertilización Aplicación en siembra A2 B3 13-26-6 ó 15-15-15 8 a 12 Fosfato diamónico (DAP) 4a8 13-26-6 ó 15-15-15 8 a 10 Fosfato diamónico (DAP) 4a8 Aplicación al iniciar macollamiento Urea: 1 a 2 o Sulfato de amonio: 3 a 4 Urea: 1 o Sulfato de amonio Al voleo o en bandas dependiendo del sistema de siembra Sistema de aplicación C4 D5 * 1 2 3 4 La formulación del plan de fertilización apropiado en cada caso particular debe ser hecha por un Ingeniero Agrónomo de Asistencia Técnica. se insiste en la observación de que. En caso de que la saturación de Aluminio sea superior al 10%. Colombia. Putumayo. Formas de fósforo en los suelos vólcánicos del Valle de Sibundoy. Guía general para la fertilización NUTRIMON de la Cebada.En cuanto a la época de aplicación.. la siembra tendría que hacerse en surcos. El sulfato de amonio se utilizará como alternativa del reabonamiento nitrogenado en suelos con pH mayor de 5. N. Efecto de diferentes densidades de siembra y 166 . utilizando urea. P. M. 1983. El fertilizante 15-15-15 debe utilizarse únicamente en suelos con disponibilidad alta o moderada de fósforo. Bogotá. y CALDAS. un reabonamiento nitrogenado podría ser deseable al iniciar el macollamiento. y BLASCO. BASTIDAS. 1970.008 M) sea inferior a 15 ppm. Turrialba 20: 434-438. En tal caso. Como ya se ha dicho. con lo cual va a aumentar sustancialmente la eficacia de la fertilización. como es obvio. CANTILLO. la mayoría de los agricultores aplican el fertilizante “al voleo”. Boletín Agrícola Mensual No. El sulfato de amonio es particularmente importante en el caso de suelos deficientes en azufre. aún cuando el fertilizante compuesto conviene generalmente aplicarlo en el momento de la siembra. ROMO F.5 y/o cuando el nivel de azufre disponible (Ca(H2PO4)2 0. deben corregirse las deficiencias de Mg y elementos menores. CAICEDO. 1987. 78.G. Además.. en caso necesario.

167 . Veenman y Zoonen. R. Temas de Orientación Agropecuaria No. JACOB A. L. 1982. Fertilización. Informe parcial de la Sección de Suelos y Fisiología Vegetal. The barley crop. MADERO. GUERRERO. LUCAS. y CHAVARRO. 26-30 Nov.K. A.R. Corporación de estudios ganaderos y agrícolas.C. MIRANDA. Agr. Tesis Ing. L. Bogotá. Cuarta aproximación. ICA. 1961. L. CEPEDA. M. 1984. Facultad Agronomía. 1987 p. R. 1969. 1952. 25.. R.R. 1986. 92 p.V.). y KNEZEK. Am. M. Universidad Nacional de Colombia. Manual de Asistencia Técnica No. Fertilización de diversos cultivos.D. La fertilización fosfórica en cultivos de clima frío. Centro Experimental Tibaitatá. Soc.F. 11. H. Suelos Ecuatoriales 6(1): 179-223. Manual de Asistencia Técnica No. London. 1974. CEGA. (Enero 1987). ICA. GUERRERO. CASTILBLANCO. 1972. (Mimeografiado). O. P y K en el rendimiento y calidad maltera de la Cebada (Hordeum vulgare. Influencia del nitrógeno y fósforo en la calidad de la cebada. L. Wageningen. Madison. H. 1986.E. H. Facultad de Agronomía.J. El cultivo del trigo y la cebada. In: Micro nutrients in agriculture. Bogotá. Universidad Nacional de Colombia. Holanda. Soil Sci. El cultivo de la cebada en Colombla. HUNTER. Inc.niveles de fertilización sobre el rendimiento de la nueva variedad de cebada “Quibenras”. y UEXKULL. y VALBUENA. Suelos Ecuatoriales 12 (1): 76-85. 56 p. Fertilización de la cebada en Colombia En: Primer Curso de Actualización del Cultivo de la Cebada. Influencia de la aplicación de N.. nutrición y abonado de los cultivos tropicales y subtropicales. Convenio ICA-Malterías.E.. Coyuntura agropecuaria. Convenio ICA-Malterías (Mimeografiado). Facultad de Agronomía.A. Tesis Ing. 1981. R. E. Bogotá. CAMPUZANO. H. CONTRERAS. Informe parcial sobre investigaciones en cebada y suelos en Cundinamarca y Boyacá. 1987. 1981. N. 150. B. Agr. CONTRERAS. Universidad Nacional. Climatic and soil conditions promoting micronutrient deficiencies in plants. FERNÁNDEZ.

S. Tesis Ing. p: 45-70. RODRÍGUEZ. Instituto Tecnológico Agrícola. y LEÓN. G. La fertilidad de los suelos colombianos y las necesidades de fertilizantes.A. 15 (7): 450-459. Trop. Tesis de M. 69 p. Bogotá. Boletín Técnico No. y HENAO. MUÑOZ. R. ICA. 1959. J.C.T. ICA 7 (3): 261-271. Universidad National. lCA. y SEARLE. NAVIA. McCORMICK.. Rev. J. Fertilización de la cebada en la Sabana de Bogotá. Cambridge University Pres. 168 . PEARSON.. N. J. C. P.J.MARIN. R. 1968. A. A. 1974. Programa de Estudios para Graduados en Ciencias Agrarias. 95.Sc. 1969. Estudio del valor fertilizante del fosfato Thomas. y SOTO. Agr. WIECZOREK. NAVAS. NORMAN.. M. Ubaté.J. Tropical 25 (1): 37-48 p. Cambridge.O. L.E. Tropical crop soil relations. 1984. MORALES. 82 p. Agric. y GALIANO.G.F. G. Boyacá. In: The ecology of tropical food crops. Universidad de Nariño. England. Respuesta de la cebada a diferentes dosis de fertilizantes en suelos influenciados par cenizas volcánicas en Nariño. Respuesta a la fertilización nitrogenada de dos variedades de cebada semi enanas. Influencia de la densidad de siembra y la fertilización nitrogenada en tres variedades de cebada. 1973. Agr.A. 1982.

IV Hortalizas .

170 . * I. citado por Pérez (1992). las más recientes demuestran que en el país se siembran anualmente más de 35 especies de hortalizas en un área superior a 150. M. repollo. cebolla de bulbo. Profesor Asistente. Tunja (Boyacá). Aunque son muy limitadas las estadísticas. Facultad de Ciencias Agrarias.000 toneladas (Osorio. Las mayores importaciones de hortalizas corresponden a la arveja y al ajo. son: tomate. remolacha y ajo.9% debido a mayores rendimientos por unidad de superficie. fluctúa entre el 9 y el 14% del valor de la producción agrícola total (Osorio. 1992).. Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia. y alimentarias. lechuga. a precios constantes. Según Guenkov (1974). arveja. sociales. por el área sembrada y participación en la canasta alimentaria de los colombianos. las especies de mayor importancia en la dieta de los aborígenes.PRODUCCIÓN Y FERTILIZACIÓN DE HORTALIZAS EN COLOMBIA Hugo E. * 1. 1992. Muñoz. El valor de producción. la importancia de las hortalizas se fundamenta en bases económicas.A. En los últimos años se ha manifestado una reducción promedia del área sembrada en cerca de 2. y zanahoria. La siembra de hortalizas se remonta a tiempos precolombinos. remolacha. Castro F. En el siglo XVII se estableció la cebolla de bulbo ocañera (Osorio.8% anual. siendo el ají. IMPORTANCIA DE LAS HORTALIZAS La horticultura está íntimamente ligada al desarrollo agrícola y rural del país. Sc.000 hectáreas y se producen del orden de 1’600. zanahoria.000 toneladas. siendo para esta última en el orden de 4. Manejo de Suelos. el tomate y las ahuyamas. 1992). coles. pero la producción ha tenido incrementos del 1. 1992). cebolla junca. habichuela. Con la llegada de los Españoles se introdujeron varias especies provenientes del Mediterráneo como: repollo. técnicas. Las hortalizas de mayor importancia.

En general las hortalizas son de obligado consumo para mantener una alimentación balanceada y completa. principalmente por el aporte de vitaminas. cebolla. ajo. Dependiendo de la especie. habichuela. el cultivo de las hortalizas permite un mejor aprovechamiento de la tierra. la horticultura es un medio para lograr que los agricultores aprendan gradualmente a adoptar tecnologías nuevas. se recojan hasta tres cosechas por año. en jugos (zanahoria) y en sopas (repollo. – Productores medianos: generalmente propietarios de tierra. en ensaladas (repollo. en su artículo sobre la “Situación y perspectivas de la horticultura en Colombia”. con ayuda del riego suplementario. etc. pasando de lo más sencillo a lo complejo. uso indiscriminado de agroquímicos y mercadeo en plaza local. lo cual ocasionalmente ha traído problemas 171 . carbohidratos. se pueden usar como condimentos (cebolla y ajo). En lo alimentario. Esto permite un aprovechamiento integral de la mano de obra familiar. baja tecnología. utilizan maquinaria y agroquímicos. repollo. con especies como zanahoria. PROBLEMAS TECNOLÓGICOS INHERENTES A LA PRODUCCIÓN DE HORTALIZAS Según el análisis hecho por Muñoz (1992). transplantes. se caracterizan porque planifican sus cultivos con sistemas de rotación. clasificación y empaque. De esta manera se diversifica la producción en forma sostenible y se mejoran los ingresos económicos por hectárea tierra-año. lo cual les permitiría exportar. lechuga. fertilización. hombres de edad avanzada y minusválidos. zanahoria). uso indiscriminado de agroquímicos y mercado en centrales de abastos.En lo económico. En lo técnico. se beneficia el empleo en el campo. pueden ser desempeñadas por mujeres. remolacha. manejan la explotación como una unidad económica y venden su cosecha en mercados especializados. bajo alguna forma de arrendamiento o participación. Así el pequeño productor va adquiriendo mentalidad de cambio. en un mismo campo. repollo. En lo social. niños. zanahoria. cultivadas. empleo de tecnología tradicional. tomate. emplean maquinaria durante las primeras fases del cultivo. si contaran con el suficiente apoyo logístico en comercialización. 2. cebolla). zanahoria.). pues muchas actividades como la siembra de semilleros. las hortalizas constituyen un grupo grande de plantas alimenticias que se caracterizan por su valor nutritivo. al ser posible que. Los tres tipos de explotaciones tienen como factor común los aspectos que a continuación se analizan: a) Dependencia casi total de semillas importadas (cebolla de bulbo. aplican algún control de calidad. amarres. – Productores temporales: cultivan superficies medias y grandes. en la producción de este sector se pueden visualizar tres tipos de explotaciones: – Pequeños productores: cultivan superficies pequeñas y se caracterizan por bajo uso de maquinaria. alta ocupación de mano de obra. cebolla. proteínas y minerales.

adaptación agroecológica de semillas a condiciones variadas de clima y suelo. siembra-abonamiento. d)En lo agronómico se detectan deficiencias protuberantes en el campo genético. de la fenología aplicada al manejo de prácticas agronómicas. • Adecuar lotes que presentan limitaciones de drenaje. fitosanitario y del manejo del suelo y el agua. c) Carencia de maquinaria agrícola especializada para labores de labranza primaria y secundaria. – En el manejo agronómico de los recursos naturales suelo y agua. uso de tracción animal y. consecuentemente. por especie. existiendo deficiencias en el manejo de densidades de siembra. • Recomendar planes de fertilización de acuerdo con el nivel de fertilidad natural del suelo y el conocimiento de los requerimientos nutricionales de las especies. – El campo fitosanitario de las hortalizas ha sido uno de los más investigados y diagnosticados en términos de plagas y enfermedades. que por deficiente manejo se aplican en mezclas y dosis indebidas. e incremento en los costos de producción. • Aplicar sistemas de riego según los requerimientos hídricos de la especie y el comportamiento hidrodinámico del suelo. aunque existe oferta tecnológica confiable para algunos problemas. lo que limita la producción sólo a las temporadas de lluvia. pérdida progresiva del potencial productivo.de escasez. generando contaminación y una marcada resistencia de plagas y de patógenos a los agroquímicos. Todos ellos inducen a un incremento en los costos de producción. que muchas veces son adquiridos por el agricultor para ser probados por su cuenta y riesgo. incremento en los costos de producción. fisiológico. control cultural y químico de malezas. b)Escasez de fuentes de agua para riego. peligro de introducción de plagas y enfermedades. Aunque el programa de suelos y hortalizas del ICA desarrolló en el pasado algunas pruebas de fertilidad en diferentes regiones del país. requerimientos hídricos y conocimiento. cultivada y cosecha. éstas no muestran resultados con172 . pero aún así. – En el campo genético. Esto implica un elevado empleo de mano de obra. la falta de investigación aplicada al ajuste de tecnologías en la adaptación comprobada de nuevos genotipos antes de ser introducidos. adecuación de drenajes. la investigación de hortalizas ha estado siempre rezagada. la realidad es que lo que prima en la práctica es el uso indiscriminado de plaguicidas (insecticidas y fungicidas). en la mayoría de los casos no se tienen en cuenta criterios técnicos para: • Seleccionar sistemas de labranza de acuerdo al desarrollo físico del suelo. hace que continuamente lleguen al mercado nuevas variedades e híbridos. – En el campo fisiológico.

representa según Ávila de Moreno (1989). es decir. el órgano de propagación y el sistema de siembra. Las pérdidas de poscosecha en hortalizas se presentan en forma similar a los frutales. cebolla. Bogotá y otros ríos contaminados del país. Se cultivan para el uso en la alimentación humana sin sufrir mayores procesos de transformación. e) Altos volúmenes de pérdidas en las fases de cosecha y poscosecha por errores en el manejo de los cultivos y sus productos. regadas con aguas del río Bogotá. Igualmente se concluye que el estado de la investigación en el campo de las hortalizas requiere un impulso a efecto de ofrecer un mejoramiento de la disponibilidad tecnológica actualizada que responda a las espectativas de la producción para consumo fresco. procesamiento industrial. para la mayoría de las especies. vienen acumulando residuos nocivos para quienes consumen productos hortícolas en fresco. las mayores pérdidas ocurren por enfermedades que como la pudrición blanca en la cebolla de bulbo. De acuerdo con estos criterios. un potencial de pérdidas hasta del 100%. f ) La contaminación por el uso excesivo de agroquímicos y el riego con aguas negras provenientes de los ríos Tunjuelito. con cifras superiores al 25%. ajo y zanahoria). en la Tabla 1 se presentan clasificadas las especies de hortalizas más cultivadas y comercializadas en Colombia. es posible deducir que. la parte de la planta utilizada para la alimentación.cluyentes por especie. principalmente en las especies más perecederas (tomate. Durante la fase de producción. De acuerdo con la descripción de las deficiencias tecnológicas que en el campo agronómico son comunes al cultivo de las hortalizas. demuestran ser de máximo interés para la salud humana y animal. el período vegetativo. desconociendo la localización agroecológica del sitio estudiado (reseña de las características climáticas y edáficas). 3. de acuerdo con los resultados de las incipientes investigaciones en el tema. en su mayoría. es imposible la extrapolación tecnológica entre regiones productoras. plantas herbáceas de corta vida que generalmente proveen alimento bajo en calorías y en contenido de materia seca. 173 . debido a que muchas de esas experiencias o ensayos reportan la respuesta de la fertilización por localidades geográficas (municipios-veredas). en la mayoría de las zonas productoras existe una tendencia a aplicar las mismas recomendaciones. Este es un problema que. Los criterios tenidos en cuenta para clasificar las hortalizas en Colombia son el piso térmico de siembra. donde se han detectado trazas de elementos pesados en hortalizas de hoja. causada por el hongo Sclerotium cepivorum. principalmente en la Sabana de Bogotá. Por esta circunstancia. se manejan técnicas agronómicas con criterio universal. mercadeo externo y diversificación de la producción tradicional. CLASIFICACIÓN DE LAS HORTALIZAS Las hortalizas son. desconociendo las diferencias agroecológicas que a la postre deben ser entendidas como el criterio más consistente para zonificar el manejo agronómico de los cultivos de importancia económica en el país.

2. P Tomate (Lycopersicum esculentum) cálido seco medio seco Pimentón o ají dulce (Capsicum annun) cálido seco 0 . P.000 . Na.500 .3.000 .700 .1. Na Lechuga (Lactuca sativa) frío subhúmedo medio subhúmedo semilla sexual trasplante K.100 fruto semestral semilla sexual trasplante 0 .800 1. 0 .000 .800 fruto semestral anual semestral 2.800 1. K.000 peciolos u hojas perenne 2.2.2. Ca Repollo verde (Brassica oleraceae) frío subhúmedo medio subhúmedo trasplante Ca.900 bulbo cálido medio frío directa celulosa 174 semestral semestral 1.000 2.TABLA 1. Ca .s.800 .000 1.000 1.000 1. Na. P.000 1.800 fruto semestral semilla sexual 0 .1.000 fruto semestral semilla sexual trasplante Período vegetativo Órgano de propagación Sistema de siembra Especie Piso térmico Parte de la planta usada en alimentación Aporte nutritivo Ca.1.* Rango climático a.2. Ca Ajo (Allium sativum) frío subhúmedo bulbillos o dientes directa K.2.1.m.500 .000 .700 hojas semestral hojas semestral Ají picante (Capsicum frutescens) cálido medio semilla sexual directa Cebolla de bulbo amarilla y blanca (Allium cepa) frío seco medio seco semilla sexual trasplante K.n.500 . Ca Cebolla roja ocañera (Grupo Aggregatum) cálido seco medio seco semilla sexual trasplante K.2. Criterios de clasificación para las principales especies de hortalizas cultivadas.000 .2.1.000 .2. Na Cebolla de rama (Allium fistulosum) frío subhúmedo asexual (hijuelos) semilla sexual directa K.1.1.800 fruto semestral semilla sexual cálido seco medio seco P. P. P.Ca.000 1. P.800 bulbo 1. Fe Berenjena (Solanum melongena) trasplante Ahuyama (Cucurbita máxima) 0 . Na.1.000 . P.2.000 bulbo 0 .

000 .900 2. Fe Arracacha (Arracacia xanthorrhiza) frío húmedo medio húmedo asexual (hijuelos) semilla sexual directa Fe.500 flor semiperenne 1.semilla bianual semilla sexual asexual (hijuelos) frío subhúmedo K.000 . Ca. 2.2. P.3.900 raíz semestral 2. Na.700 . Fe Habichuela (Phaseolus vulgaris. Fe Haba (Vicia faba) frío subpáramo semilla sexual directa P.400 .000 raíz 1.2.000 . Fe * Curso Nacional de hortalizas de clima frío. Fe Frijol (Phaseolus vulgaris) frío seco medio seco semilla sexual directa P.semilla semestral semilla semestral semilla semestral Remolacha (Beta vulgaris) frío subhúmedo medio subhúmedo semilla sexual directa Mn. P.2.000 .400 . Na.2.m.) 1.000 3. V. 1992.3.2. Ca.300 .* (continuación) Rango climático a.600 . .3.700 1.3.000 3.000 2.800 vaina .2.800 1.) frío húmedo subpáramo Zanahoria (Daucus carota) frío subhúmedo medio subhúmedo directa Na. Mn Arveja (Pisum sativum) frío subhúmedo directa P. Fe directa Alcachofa (Cynara scolymus L. Ca.2.000 . Mo.000 raíz semestral 2. K.s.2.2.000 2.2.800 .2.900 . ICA. K.700 hojas tres meses semilla sexual directa Período vegetativo Órgano de propagación Sistema de siembra Especie Piso térmico Parte de la planta usada en alimentación Aporte nutritivo K.TABLA 1.n. Ca. Criterios de clasificación para las principales especies de hortalizas cultivadas. Fe Espinaca (Spinacia oleraceae L.000 .000 . Ca 175 semestral 1. K.000 .500 vaina . K.200 1.600 flor semestral semilla sexual trasplante frío subhúmedo Coliflor (Brassica oleraceae) 2. Ca.700 1. Humilis) frío subhúmedo medio subhúmedo semilla sexual directa P.1.2.800 .800 . Ca.

ZONAS PRODUCTORAS DE HORTALIZAS EN COLOMBIA Y ALGUNAS CARACTERÍSTICAS DE SUS SUELOS En el mapa de las zonas productoras se registran los departamentos más importantes en el país por su superficie sembrada y productividad en el renglón de las hortalizas. Zonas productoras de hortalizas. FIGURA 1.4. 176 .

2 177 . se sembraron alrededor de 26.686 1.0 2. con un alto potencial a deficiencias de boro.520 464 3. cebolla de bulbo.0 2. con mediana a alta disponibilidad de potasio y.0 21.0 120. generalmente. como consecuencia de un mejoramiento en su drenaje y del manejo de la fertilización orgánica a través de gallinaza. baja a mediana disponibilidad de nitrógeno.500 900 300 250 50 100 600 517 390 313 206 187 180 160 Rendimiento promedio (ton/ha) 35. son de origen orgánico (Saprist) y han evolucionado hacia un favorable estado de fertilidad. frijol. teniendo su mayor ejemplo de producción diversificada en el Valle de Samacá. Los suelos hortícolas en el departamento de Boyacá presentan un rango de características muy variado. pepino. a partir de materia orgánica.0 22.500 hectáreas de hortalizas. Los problemas agronómicos que más inciden en la explotación de hortalizas en el departamento de Boyacá son los fitosanitarios. en el departamento de Boyacá. arveja. deficientes en fósforo. Especies Importantes Cebolla de bulbo arveja hortalizas raíz-hoja cebolla de rama cebolla de bulbo tomate hortalizas raíz-hoja arveja verde cebolla de bulbo arveja pepino frijol voluble habichuela tomate arveja tomate haba Superficie ha/año 2.4. Estas cifras ubican al departamento de Boyacá como uno de los primeros del país en la producción de hortalizas. del suelo (drenaje y fertilización) y el déficit de agua.2). en 36 municipios productores. cobre y zinc. tomate y algunas hortalizas de raíz como remolacha y zanahoria.* Localidades Valle de Samacá Cucaita .5 20.0 2.0 18.0 3.0 14. TABLA 2.4 20. Algunos suelos.0 (anual) 18. en 1995.6. 1996. URPA.0 20.0 3.Sora Aquitania Sáchica Sutamarchán Villa de Leyva Valle de Duitama Nobsa Sogamoso Chita La Capilla Tenza Garagoa Tipacoque Mongua * Unidad Regional de planificación Agropecuaria. Las especies de mayor importancia por su cobertura fueron: cebolla junca. en general son suelos con pH entre lo fuerte y lo ligeramente ácido (pH 4.5 . excepto en lotes donde por años se ha venido combinando la fertilización orgánica y mineral. Principales zonas productoras de hortalizas en el departamento de Boyacá.1 Boyacá Según los registros de las evaluaciones agropecuarias municipales efectuadas por URPA.0 1. como los de la zona cebollera de Aquitania. habichuela.0 20.

compactación y pérdida de la profundidad efectiva radical del suelo que viene afectando. Espinaca (30 ton/ha). La excesiva mecanización. En consecuencia.6. 1983. Apio (30 ton/ha). en sistemas de rotación que favorecen en una forma ejemplarizante la diversificación de cultivos manejados en su mayoría bajo riego y de manera intensiva con alta productividad. Zonas productoras de hortalizas. 178 . medianos en el contenido de potasio y con saturaciones de aluminio inferiores al 30%. Actualmente se considera importante analizar. Departamento de Cundinamarca y Sabana de Bogotá. Tomate (15 ton/ha).2 Cundinamarca y Sabana de Bogotá Esta región se caracteriza principalmente por las siembras de hortalizas de hoja. debido al efecto residual del proceso continuo de fertilización mineral y orgánica a que se someten semestre a semestre la gran mayoría de los lotes agrícolas explotados en hortalizas. con labores efectuadas siempre a una misma profundidad. Acelga (20 ton/ha). han generado inestructuración. pero generalmente presentan baja disponibilidad de nitrógeno y fósforo. Repollo (50 ton/ha). pepino cohombro y pimentón. zanahoria. en su mayoría. Ajo (15 ton/ha). desde luego. 1986. flor y raíz. Especies más importantes y sus rendimientos (ton/ha) Cebolla de rama (30 ton/ha).2 .5). Coliflor (50 ton/ha). Cebolla. Curso sobre hortalizas. TABLA 3. altos contenidos de materia orgánica. Repollo (60 ton/ha).* Localidades Chocontá Cota Madrid-Funza Bosa Chía Une-Chipaque Choachí Cáqueza Arbeláez Fusagasugá * ICA. Gómez. Cebolla de bulbo (40 ton/ha). Espinaca (25 ton/ha). lechuga. Remolacha (40 ton/ha). Lechuga (30 ton/ha). Los suelos hortícolas de la Sabana de Bogotá. Ajo (15 ton/ha). Acelga (20 ton/ha). Ajo (10 ton/ha). remolacha. se hace necesario monitorear en este tipo de uso el estado actual de la fertilidad de los suelos a través de análisis químicos completos. de reacción moderada a ligeramente ácida (pH 5.4. son friables. La fertilidad de algunos suelos de la Sabana de Bogotá es alta. Tomate (15 ton/ha). con el fin de conocer la necesidad real de fertilizantes. los rendimientos de muchas hortalizas de raíz como remolacha. Lechuga (40 ton/ha). en detalle. zanahoria y muchas otras de hoja y fruto. Cebolla de bulbo. tienen influencia de ceniza volcánica (Andisoles e integrados Ándicos). la repercusión de los problemas físicos del suelo en la productividad de hortalizas.

de la acción de bacterias responsables de la mineralización. Los suelos hortícolas del Oriente Antioqueño son de origen volcánico. San Carlos. En el Valle de Medellín. El Peñón. bajo contenido de bases y alto aluminio intercambiable. en parte. 1994. en los municipios de Marinilla.3 Antioquia Según Jaramillo (1995). 1994.7-5. Según Guerrero (1984). remolacha.366 299 293 170 240 223 Rendimiento (ton/ha) 56. Las hortalizas responden a altas aplicaciones de fósforo y.5-4.527 1.0 20.0 45.8-2. los rangos más comunes de algunas propiedades químicas de la capa arable del Oriente Antioqueño son: pH (4.025 1.0 38. ricos en materia orgánica y fijadores de fósforo. repollo y remolacha.7). fósforo (Bray II: 3-60 ppm) y C. alta C. en su mayoría son alofánicos del orden Andisoles. El 97% del área sembrada se encuentra en la región del oriente antioqueño. tomate chonto. se desarrollan siembras de tomate. zanahoria. zanahoria.0 179 .100 hectáreas de hortalizas. Superficie (ha) 1.4. TABLA 4.0 20.0 36.C. En general son ácidos. Departamento de Antioquia.0 10.* Especie Repollo Tomate chonto Zanahoria Arveja Habichuela Pimentón Arracacha Remolacha * Registros del anuario estadístico. materia orgánica (20-40%).. lo cual se atribuye a la influencia adversa que efectúa el alófano de la ceniza volcánica al recubrir la materia orgánica e inhabilitarla.I.C. Río Negro y Concepción. en 1994 se sembraron en el departamento de Antioquia 5.0 33. Área sembrada por especie y rendimiento (ton/ha). potasio (0. no obstante su alto contenido de materia orgánica. Sopetrán.I. El Santuario.2 me/100g). o integrados Ándicos. ajo. Santafé de Antioquia y el suroeste antioqueño. en especies tradicionales como repollo. San Jerónimo. arveja y habichuela. Granada. Departamento de Antioquia. también responden a aplicaciones de nitrógeno. en su artículo: “Fertilización de hortalizas de clima frío”. y en la zona de San Cristóbal se encuentran plantaciones de cebolla. aluminio (0.8 me/100g).

7 Valle del Cauca En el área de Tuluá. 4. arveja.000 hectáreas lo cual ubica a esta región como la primera productora del país en este renglón. hay un área productora de cebolla de rama y en las cordilleras se encuentran varios cultivos hortícolas de clima frío. existen alrededor de 1.9 Costa Atlántica En los departamentos de Córdoba. REQUERIMIENTOS AGROECOLÓGICOS DE LOS CULTIVOS HORTÍCOLAS Es necesario conocer los requerimientos agroecológicos de los cultivos hortícolas.6 Huila En el sur del Huila en los municipios de Timaná y Pitalito. La Playa y El Carmen. 4. habichuela y tomate a la fertilización potásica. Aunque el potasio aparece en niveles medios a altos. En las Tablas 1 y 5.5 Tolima En la zona de Cajamarca (Cañón de Anaime) se destacan las siembras del cultivo de arracacha con cerca de 1. zanahoria.4 Nariño Según Lobo (1983). En el Valle de Zulia y Piedecuesta se siembra tomate. fríjol. en el departamento de Nariño existe una serie de municipios hortícolas dentro y entre los cuales se destacan: La Laguna (Pasto) con siembras de zanahoria y cebolla de rama y los municipios de Consacá y Sandoná donde se produce tomate. repollo. 4. 5. se encuentra una importante zona productora de tomate tipo mesa.500 hectáreas de cebolla ocañera. Bolívar. en Tenerife. ya que. tomate. y cebolla de rama. pimentón. respectivamente.8 Santanderes En el Norte de Santander en los municipios de Ocaña. 4. se siembran especialmente tomate y pimentón. Ábrego. su productividad solo se verá favorecida en la medida en que los ambientes donde se establezcan cumplan de manera apropiada con los requerimientos exigidos por cada especie.(26-62 me/100g). 4. 180 . berenjena y cucurbitáceas. 4. se han reportado importantes respuestas de la zanahoria. se da a conocer el rango climático y los requerimientos edáficos de las especies hortícolas más importantes en Colombia. Otras especies hortícolas importantes por su área de siembra son: habichuela. aunque la mayoría de ellos pueden crecer en climas y suelos variados. Sucre y Atlántico se encuentran plantaciones de tomate industrial. Palmira y Bugalagrande.

0 MS 100 80 50 30.6. MT = moderadamente tolerante.FArL rama Cebolla de FArL -FAr bulbo 30 .6.6.5 MS 155 48 120 70 2.0 Acelga F -FL 20 .0 Zanahoria FArL-FArA 30 .0 25 .45 medio 5.45 alto 6.5 .5 . 181 .0 .5 MT 125 35 134 73 62 30.8 .30 bajo 6.60 alto 5.8 MS 110 24 84 60 12 12.7.FArL 30 .30 alto 5.45 alto 6.0 Haba FArL-FArA 45 .8 Habichuela FArL-FArA 45 .* Requerimientos físicos** Especie Rango de textura Tomate FArL -FAr Profundidad Contenido radical materia efectiva orgá ica n 30 .FAr 30 .0 Pepino FA .4 Ajo FA .6. ** Todas las hortalizas sin excepción requieren de buen drenaje interno en el suelo.6 . 1992.6. 1995.0 MS 95 135 50 40.8 MS 80 80 150 100 6 20.5 MS 100 50 100 15 9 18 15.35 alto 5.TABLA 5.7 S 100 50 208 46 12 30.5 .0 .0 MS 75 36 120 20.0 Cebolla de FA .0 .35 medio 6.6.FArL 20 .FAr 30 . Maas.30 medio 6.0 Arveja FL.5 .0 Remolacha F .FArL 15 .8.0 S 150 200 150 10 18 40.6.5 . MS = moderadamente sensible.7.60 alto 5.0 Pimentó n FA .7. Jaramillo.0 .5 S 192 55 238 166 15 40.2 MS 110 35 150 130 18 12 30.45 medio 5.8 .FAr 15 .FAr 30 .60 alto 5.0 Repollo FA .6.5 .0 Coliflor FL . *** S = sensible.60 medio Requerimientos nutricionales (kg/ha/cosecha) Rendimiento (ton/ha) pH Salinidad*** N P2O5 K2O Ca Mg S 5.5 MS 120 45 160 100 6 35.7.60 alto 5. Osorio.6.0 .FArA 45 .8 MS 110 35 70 67 13 2.0 * Pérez. Requerimientos edáficos óptimos para maximizar rendimientos en cultivos hortícolas.60 bajo 5.0 Lechuga FA . 1992.0 Espinaca FA . 1995.7.35 alto 6.0 . 1984. Muñoz.FAr 20 .6.0 MS 80 160 70 15.0 S 120 80 150 40 10 18 50.5 .

182 . muchas de ellas no conducen acertadamente a recomendaciones de fuentes. La fertilización con N y P2O5 fue constante en dosis de 90 y 50 kg/ha. según reporte del programa de hortalizas del ICA. De otra parte. 1996).1 Cebolla de bulbo (Allium cepa L. efectuadas en Tibaitatá y áreas del altiplano. 1982. • En Inceptisoles ándicos de Tibaitatá (Mosquera). Higuita y Jaramillo.100 K2O . a continuación se presenta por especie la información que se considera más útil y actualizada: 6. dosis. el potencial de respuesta de la cebolla de bulbo a la fertilización combinada de potasio y azufre (Arias y Prieto. deben rechazarse debido al bajo índice de productividad agronómica que muestran las pruebas regionales. logró disminuir el nivel de fertilización mineral a la fórmula 70 N . RESULTADOS DE INVESTIGACIÓN SOBRE FERTILIZACIÓN DE ALGUNAS HORTALIZAS EN COLOMBIA Aunque se puede contar con un número amplio de pruebas de fertilidad realizadas en el país con varios cultivos hortícolas. montadas durante muchos años por el programa de hortalizas del ICA. además.6. no tienen referencia agroecológica ni edáfica. La aplicación de 10 ton/ha de gallinaza. En cierta forma debe lamentarse que al ser revisados la gran mayoría de trabajos de investigación sobre fertilidad en hortalizas. caracterizados por ser Inceptisoles ligeramente ácidos. se han obtenido con la relación 90 N .70 K2O. Se exceptúa de esta calificación la información obtenida por el programa de suelos del ICA en Antioquia y Nariño. épocas y formas de aplicación de fertilizantes. para los mismos rendimientos (Osorio. Aclarando esta limitación.100 P2O5 . fijadores de fósforo y altos en potasio.90 K2O. se obtuvieron experimentalmente respuestas hasta de 52 ton/ha de bulbo con la relación de fertilización 70 N . 1983. altos en fósforo y con contenidos de potasio de 0. sus resultados son inconsistentes y ambiguos. pero sí en la segunda y tercera cosecha de rotación (Osorio. bajos en materia orgánica. La principal limitación en el uso de esta información está en que la mayoría de las pruebas de fertilidad. con medianos contenidos de materia orgánica. respectivamente. La adición de 10 ton/ha de gallinaza. además de mejorar el rendimiento de futuras cosechas. altos en potasio y tendencia a bajos contenidos de materia orgánica y fósforo. las mejores respuestas en cebolla de bulbo. Se muestra. texturas francas. que pueda facilitar confiablemente la extrapolación de resultados. para producciones de 39 ton/ha. en estas condiciones. • En las condiciones de los suelos de Choachí (Cundinamarca).) • En Inceptisoles saturados y neutros de la zona cebollera de Villa de Leyva. como de algunos proyectos de tesis manejadas por universidades. la investigación responde a un mismo modelo experimental donde se evaluaron repetidamente fertilizantes compuestos y no la respuesta propiamente del suelo a la fertilización con nutrimentos limitantes. se obtuvieron respuestas en rendimiento hasta de 57 ton/ha con la aplicación de 150 kg de K2O/ha. no surtió efectos inmediatos en la producción.28 me/100g de suelo. Muchos resultados. con pH moderadamente ácido. 1978). con texturas moderadamente gruesas. a este nivel de fertilización mineral.200 P2O5 . 1984). como sulfato de potasio (Figura 2).125 P2O5 . de texturas moderadamente finas.

Arias y Prieto. 1978). 1988). Respuesta de la cebolla de bulbo a diferentes dosis y fuentes de potasio en suelos de Villa de Leyva (Boyacá).100 P2O5 .KCl 58 KNO3 K2SO4 56 54 52 ton/ha 50 48 46 44 42 40 0 50 100 kg de K2O/ha 150 200 FIGURA 2. el cobre es el más limitante en estos suelos de origen 183 . 1996. suministrada con abonos compuestos de la fórmula 10-30-10.50 K2O. El aumento de N por encima de 100 kg/ ha tuvo un efecto depresivo en los rendimientos. 30 y 50 ton/ha de abono de establo no reportó diferencias significativas entre niveles (Wieczoreck. La fertilización orgánica con 10. la respuesta al fósforo y la gallinaza (Carreño. estando estos elementos en niveles de suficiencia en el suelo.50 K2O. la cebolla ocañera (tipo bermuda). las mejores respuestas para producciones de 40 ton/ha por corte. • En suelos de Ocaña y La Playa (Norte de Santander). Para producciones de 20 ton/ha se recomienda el suministro de 100 N . ha demostrado respuesta a aplicaciones de fósforo y potasio. se han obtenido con aplicaciones de 6 ton/ha de gallinaza y una relación de fertilización mineral equivalente a 50 N 150 P2O5 . para esta zona. Dentro de los elementos menores. Se demuestra.2 Cebolla de rama (Allium fistulosum L. 6.) • En suelos orgánicos (Saprist) de la zona cebollera de Aquitania (Boyacá).

del Cauca). al momento del trasplante.5. generalmente con suelos de tendencia moderadamente ácida. localidades de Usme. señalan que la zanahoria es un cultivo altamente 184 .) Según Krarup (1984). 1984). la absorción de elementos menores por la zanahoria es gradual y relativamente lenta en un comienzo. es una recomendación bastante aceptada entre productores de Antioquia. Varios autores. • En la zona hortícola de Cundinamarca. altos en materia orgánica y potasio.5 a 2 ton/ha de cal agrícola. Los rendimientos por corte oscilan en el orden de 20 a 25 ton/ha (Castañeda.80 K2O. Osorio. Las recomendaciones sobre fertilización mineral y encalamiento se presentan en la Tabla 6. francos. Los rendimientos experimentales llegaron a las 30 ton/ha/corte (Gómez. las mejores respuestas a la fertilización se han presentado con la aplicación de 5 a 10 ton/ha de abono orgánico (gallinaza).000 plantas por hectárea. citados por Jaramillo. o al voleo con la preparación del suelo. Rodríguez. Si a las anteriores condiciones se agrega una saturación de magnesio menor del 10%. en corona alrededor de cada plántula y para una población de 20. existen muchas experiencias en Colombia sobre el cultivo de tomate de mesa que deben ser acogidas por agricultores y técnicos para proceder a la práctica de fertilización.3 Tomate (Lycopersicum esculentum Mill) De acuerdo con Muñoz (1995). saturaciones de aluminio superiores al 30% y saturaciones de calcio menores al 30%.orgánico. haciéndose mayor con posterioridad a los 60 días de sembrada. saturados. Huila y Valle del Cauca. las mejores respuestas se han obtenido con la aplicación anual de 5 ton/ha de abono orgánico (gallinaza) y fertilización mineral complementaria por corte en el orden de 50 N . período que coincide con la iniciación del engrosamiento de la raíz. Las recomendaciones de encalamiento en tomate dependen de las condiciones químicas del suelo: cuando el pH es inferior a 5.100 P2O5 .4 Zanahoria (Daucus carota L.50 K2O. Pasca y Mosquera. Aplicaciones de 2 a 5 ton/ha de gallinaza pulverizada proveniente del piso de ponedoras. 6. se debe usar cal dolomita proveniente del proceso de calcinación. 1980. de texturas medias. • En la zona cebollera de Tenerife (V. 1989). se sugiere usar de 0. en general ha mostrado efectos positivos y significativos en la producción y calidad del tomate. medianos contenidos de fósforo y altos en potasio y materia orgánica. sobre suelos neutros. al momento del transplante. Además de la fertilización edáfica se cuenta con recomendaciones para el uso de fertilización foliar. 6. 1984. citado por Jaramillo (1995).23 P2O5 . complementada con fertilización mineral en dosis de 80 N . La aplicación de abonos orgánicos (gallinaza). dependiendo si se aplica en corona.

hierro y molibdeno.0 30 . nitrógeno y calcio. se recomienda aplicar 10 ton/ha de gallinaza pulverizada al momento de la siembra (Lobo.50 1. Debido a experiencias obtenidas por varios autores.0 <1.60 B B(ppm) <0. La zanahoria es muy suceptible a la compactación del suelo por pisos de arado y rastra.4 0.0 30 .25 >25.0 10-20 >20. sin embargo el uso de estiércol fresco.f.t.t. el ICA en 185 .30 0 -15 0 . 50% dosis: 10 d. = inicio de floración.0 135 . Osorio. Para suelos con buen contenido de materia orgánica y suficiencia de potasio.0 0 .0 5-10 >10.2 0.f. La deficiencia de boro se manifiesta por ennegrecimiento interno y rajaduras verticales que demeritan en su totalidad la calidad comercial.f.d. 1992.60 >60.225 90 .TABLA 6.0 >3.0. Osorio. d. y Jaramillo.0 20 .90 30 .d. 0 .0 5. y baja en zinc.d.0 180 .6 >0. El abono orgánico es excelente para obtener buenas raíces. 45 . = dias después de trasplante.i.3 0.30 0 .6 60 .3 .d.d.f.60 15 .135 <5.0 >2.t.5 <1. 1995.5 SO4 Mn(ppm) <5.i.t. ** d.f.3 1-2 >50. 1982-1984). 1/3 dosis: 25 d. Recomendaciones generales de fertilización mineral y encalamiento para tomate de mesa en suelos de Colombia. Higuita.0. i.135 P2O5 <30. Se sugieren las aplicaciones al suelo de bórax granulado en dosis de 20 kg/ha. 45 . Alto Dosis (kg/ha) Época de aplicación** * Muñoz.30 0 .5 .180 90 . boro y cobre.180 K2O K(me/100g) <0. 45 -90 50% dosis: 10 d.90 1/3 dosis: i.30 15 . que contenga mucha orina.15 50% dosis: i.30 50% dosis: i. 1983.0 .90 1/3 dosis: 10 d.2 .d.f. Se ha encontrado que la zanahoria presenta mediana respuesta al manganeso.5 .180 90 .45 Fe(ppm) Zn(ppm) Cu(ppm) <20.4 >0. consumidor de potasio. produce deformaciones o dedos y superficies ásperas en las raíces.1.0 135 .* Niveles críticos tentativos Elemento Bajo % de materia orgánica clima frío % de materia orgánica clima medio y cálido P(ppm) Bray II Medio Alto Bajo Medio N <10.0.0 30 . = dias después de inicio de floración.

Palacios. Igualmente es muy susceptible a problemas de mal drenaje y encharcamiento temporal. solamente en suelos con bajo contenido de materia orgánica (menor del 4%) y en dosis de 4 a 8 ton/ha. Al momento del trasplante debe aplicarse en banda la tercera parte de la dosis de N . No es recomendable subir las dosis de nitrógeno. (50 N. Rendimiento (ton/ha) 17 65 38 54 23 32 general recomienda 500 kg/ha de un fertilizante tipo 10-30-10.Santuario Sabana de Bogotá (suelos alofánicos) Tibaitatá (Mosquera) (suelos alofánicos) Nariño (suelos alofánicos) Boyacá (Santa Rosa) * Osorio. debido a que se induce un excesivo desarrollo de follaje y disminuciones en rendimiento.50 K2O En suelos altos en fósforo y bajos en potasio 200 kg/ha de 10-20-20 70 N .5 Ajo (Allium sativum L. como gallinaza y otros. 6. El sistema radical del ajo es poco profundo y por lo tanto su capacidad de exploración en búsqueda de éstos es muy limitada.TABLA 7.50 K2O + 10 ton/ha de abono orgánico. 150 P2O5.5 es recomendable la aplicación de 2 a 4 ton/ha de cal dolomita.300 P2O5 .) El ajo es una planta exigente en nutrimentos para su normal producción. En suelos con pH menor a 5. El nitrógeno debe aplicarse sin incurrir en excesos por el riesgo de estimular el sobrebrotamiento y las deficiencias de boro en el cultivo. 1996). y Osorio. aplicando un tercio a la siembra.150 P2O5 . Respuesta a la fertilización del cultivo de zanahoria en algunos suelos de Colombia. en suelos altos en materia orgánica. sin aplicaciones de materia orgánica a la siembra 50 N . Mejor respuesta a la fertilización (kg/ha) 75 N . Es preferible fraccionar la dosis total de N.100 P2O5 . 1983. 50 K2O).K2O y las otras dos terceras partes a los sesenta días después del trasplante.75 K2O 10 ton/ha de abono orgánico 500 kg/ha de 15-15-15 al reabonado. La incorporación de abonos orgánicos.300 P2O5 . 1982.20 K2O 75 N . debe efectuarse con el criterio de preabonamiento.* Localidad Antioquia . P y K. Los excesos de abono orgánico pueden afectar negativamente los rendimientos y calidad del producto cosechado (Jaramillo.Caldas (suelos alofánicos) Marinilla .P2O5 . un tercio a los treinta días de la siembra y el tercio restante a los sesenta días. 186 . aplicado en banda y al momento del raleo como reabonamiento.

Para 187 .600 kg/ha de la relación 1:2:2 (Jaramillo. 6. citado por Jaramillo (1995). alargadas. la coliflor es moderadamente exigente en nutrimentos y muy sensible a cambios en el pH.En suelos ácidos de Colombia. con bajos contenidos de fósforo. el repollo responde a la fertilización orgánica y se ha visto que cuando esta se aplica mejora la respuesta de la fertilización mineral. citado por Jaramillo (1995). La deficiencia de boro en la coliflor es conocida como tallo hueco. en cuanto a su condimentación. Para suelos con contenido bajo de potasio se recomiendan dosis similares.P . El problema se corrige con aplicaciones de 10 a 20 kg/ha de bórax granulado . la mayor exigencia de nutrimentos de esta hortaliza ocurre durante la formación de la cabeza.1984. produce coloraciones oscuras en la cabeza y en casos extremos no hay formación de cabezas. la deficiencia de molibdeno muestra hojas cloróticas. retorcidas y reducidas en su lámina foliar.75 K2O 10 ton/ha de gallinaza 90 a 150 P2O5 .6 Repollo (Brassica oleraceae. 1996). En general. var. deben usarse los sulfatos en dosis de 20 a 40 kg/ha. brotrytis) Según Valadez (1989). síntoma conocido como “hoja de látigo”. Según Lobo (1983). Palacios. debido a que indirectamente genera desórdenes fisiológicos causados por deficiencias de Mo.7 Coliflor (Brassica oleraceae L. 300 . se ha observado respuesta del ajo a aplicaciones entre 300 y 600 kg/ha de fertilizantes químicos compuestos de la relación 1:3:1 ó 1:1:1 de N . el fósforo y el magnesio son consumidos en menor escala.) Según Limongeli (1979). Informes anuales de actividades del Programa Nacional de Hortalizas. Los elementos menores de mayor importancia son el boro y el molibdeno. Se ha podido comprobar que el azufre concentra el olor del diente.K. Si los niveles de boro en el suelo son bajos se recomienda la aplicación de 1 kg/ha de boro (10 kg/ha de bórax granulado) . El calcio. momento en el cual ya debe estar cumplido el requerimiento de la planta para elementos de mayor consumo como nitrógeno y potasio.* Localidad Oriente Antioqueño (suelos alofánicos) Sabana de Bogotá (suelos alofánicos) Mejor respuesta a la fertilización (kg/ha) 75 N . Respuesta a la fertilización del cultivo de repollo en algunos suelos de Colombia. y Osorio. Si se considera necesaria la aplicación de Mn o Zn.150 K2O 8 a 12 ton/ha de gallinaza Rendimiento (ton/ha) 47 116 * ICA.300 P2O5 . B y Mg. En elementos menores el boro y el molibdeno son los elementos más limitantes. 6. TABLA 8. var. capitata L. 1982-1983.

de acuerdo con cada especie.120 30 .20 0.150 50 .120 30 .75 25 .20 Abono orgánico (ton/ha) 8 .100 25 .40 >40 <15 15 . o a la semilla antes de la siembra a razón de 3.40 >0.40 10 .150 50 .0.100 25 .75 2-3 20 .50 100 .0.evitar esta deficiencia. en dosis de 2 a 4 ton/ha o las adiciones al suelo de molibdato de sodio.10 Hortalizas 25 .40 N 30 .50 150.15 0.150 75 . Algunos de los pocos trabajos de fertilidad desarrollados para mostrar las respuestas a la fertilización son: En suelos volcánicos de Antioquia y Caldas. fijadoras de fosfatos. en combinación con 300 kg/ha de abono compuesto (15:15:15).180 60 . se hace imperativo el encalamiento.75 6-8 25 . pobre en materia orgánica. Los niveles altos de fertilización fosfórica son aplicables a suelos de cenizas volcánicas. aplicado a los 40 días del trasplante. fijadores de fosfatos.75 40 . K2O y abono orgánico para algunas hortalizas de Colombia. químicos y biológicos en campo y laboratorio. Fertlización en diversos cultivos. 300 kg/ha de P2O5 y 150 kg/ha de K2O.40 >0.90 Fertilización recomendada (kg/ha)** P2O5 120 . En un Alfisol de Tunja (Boyacá). 1980). El fertilizante mineral debe fraccionarse.40 <0. acompañada de la incorporación en presiembra de 10 ton/ha de abono orgánico (Wieczoreck.100 50 .60 3-4 * ICA.60 100 .40 >40 <20 20 . P2O5. 7.180 60 .100 50 .60 100 . se han encontrado respuestas a la adición de 150 kg/ha de N.remolacha) Cebollas <20 20 .40 >40 K (me/100g) <0.40 <0. aplicando un tercio de la dosis al momento de la siembra o trasplante y las dos terceras partes restantes a los 40 o 60 días de crecimiento vegetativo.20 .0.20 .4 g de molibdeno para 15 g de semilla (Wieczoreck. A medida que aumente la materia orgánica en el suelo.0. ** Las dosis de abono orgánico y de nitrógeno son aplicables a suelos con bajos contenidos de materia orgánica (< 4%). Recomendaciones generales de N.30 >0. en suelos ácidos. debe ser la herramienta básica para el manejo de la fertilización TABLA 9.* Resultados análisis de suelos P (ppm) Crucíferas (repollo-coliflor) Raíces (zanahoria.50 100 .20 0.75 80 .2 kg/ha.30 >30 <20 20 . 1980).50 75 .40 >0.40 <0. se debe mantener la recomendación de nitrógeno mineral.100 25 .150 50 .20 .40 >40 <20 20 .12 Tomate Hortalizas de hoja (lechuga) 25 .20 0.20 . se obtuvieron rendimientos de 24 ton/ha con la aplicación de 20 ton/ha de estiércol descompuesto.150 50 .40 K2O 120 . Cuando se aplican las dosis altas de abono orgánico se puede omitir a consideración del técnico la recomendación del fertilizante químico nitrogenado.0.200 100 .30 <0.120 40 . RECOMENDACIONES DE FERTILIZACIÓN PARA ALGUNAS HORTALIZAS El análisis de suelo y su interpretación integral en aspectos físicos. disminuyendo en un 25 a 50% la dosis de abono orgánico.75 10 .80 10 .40 >0.15 . 188 .60 20 .20 0. 1992. en dosis de 3.

4% (tres aplicaciones) 0. causadas por elementos menores (B. el productor o asistente técnico.4 g/15g de semilla Mn Zn Cu B Mo * ICA.25 kg/ha (preabonado) 0. las tres aplicaciones recomendadas deben fraccionarse desde el prendimiento hasta los 60 días después de la siembra o trasplante. deberá en cada caso hacer un análisis en donde a partir de la disponibilidad de fuentes en el mercado. el plan de fertilización que más convenga al nivel de producción esperado.4% (tres aplicaciones) 0. considerando igualmente los requerimientos generales de cada especie hortícola (Tabla 9). que puede ser complementada con el uso de abono orgánico. Cu. 8. desarrollo y producción. Una idea de como es posible corregir deficiencias nutricionales. Fe y Mo). decida por conveniencia de eficiencia física y económica.02% (tres aplicaciones) 3. y las cantidades de nutrimentos y enmiendas que se aplican para el normal crecimiento. por considerarse este como requisito indispensable para la obtención de altos rendimientos en suelos con bajo contenido de materia orgánica. en cultivos hortícolas.4% (tres aplicaciones) 10 . Fertilización en diversos cultivos.mineral y orgánica en el cultivo de hortalizas.5%) Bórax granulado Molibdato de amonio Molibdato de sodio foliar suelo foliar foliar foliar foliar foliar suelo foliar semilla 0. Es necesario que exista una correlación entre los niveles de elementos. Corrección de deficiencias de elementos menores en cultivos hortícolas.3% (tres aplicaciones) 0. TABLA 10. Zn. Cuando se hace uso de la fertilización foliar.4% (tres aplicaciones) 0. De acuerdo con las condiciones de fertilidad natural del suelo. determinados en el suelo. 189 . se presenta a consideración en la Tabla 10.3% (tres aplicaciones) 10 kg/ha (presiembra) 0.* Elemento Fuente Método de aplicación Dosis Fe Quelatex Fe SO4Mn granulado Quelatex Mn Quelatex Zn Quelatex Cu Oxicloruro de cobre Solubor (20. se presenta en la Tabla 11 una guía general a partir de fuentes Nutrimon. Mn.1992. PLAN DE FERTLIZACIÓN NUTRIMON PARA HORTALIZAS Con el fin de presentar una propuesta alternativa de planes de fertilización aplicables al manejo de hortalizas.

Para deficiencias leves de B-Cu-Zn se recomiendan tres aplicaciones foliares durante la fase vegetativa.5 debe aplicarse. utilizando fuentes solubles de elementos menores como solubor y quelatex Cu y Zn en concentraciones de 0. de acuerdo con la experiencia del productor y/o asistente técnico y la disponibilidad de fuentes en los mercados regionales. o d. Las alternativas A-BC tienen posibilidad de ser elegibles. porquinaza) debe considerarse como un complemento de la fertilización mineral.g.4% respectivamente. La fertilización con elementos menores dependerá de las concentraciones existentes en el suelo. *** En la mayoría de los casos el abono orgánico (gallinaza. d.= Días después del trasplante. * El plan de fertilización en cada caso debe ser sugerido por un Ingeniero Agrónomo previo análisis químico del lote problema. en forma localizada. ** d. 1 3 3 2 3 3 4 4 2 2 3 4 2 3 10 10 3 2 4 2 2 2 6 1 6 10 6 6 2 1 2 1 4 6 4 5 2 2-3 1 2 Inoculación con cepas de Rhizobium leguminosarum 2-4 2 1 2-4 2 1 2 2 2 3 4 2 3 4 4 2 2 3 5 2 3 3-5 Abono orgánico**** (ton/ha) Hortaliza Plan de fertilización** Fuente Dosis (bts/ha) 3 5 6 6 5 6 8 8 4 4 6 9 4 6 10 10 3 4 4 5 2 2 8 2 6 10 6 6 2 3 2 2 4 6 4 5 2 A Cebolla Ajo B Urea DAP K2SO4 30-6-0 MAP K2SO4 14-14-14-2-4. 190 .* Épocas de aplicación (bts/ha) Siembra 12-15*** 45-60*** d.d. Guía general para la fertilización NUTRIMON de algunas hortalizas en Colombia. Para deficiencias severas se sugiere aplicaciones al suelo de fuentes granuladas de borax y sulfatos en dosis de 10 y 25 kg/ha respectivamente. o d.d.g.d.d.3 y 0. d.4 15-15-15 Urea DAP K2SO4 30-6-0 DAP KCl 13-26-6 15-15-15 (NH4)2SO4 Urea SFT KCl Urea 30-6-0 17-6-18-2 KCl 12-34-12 18-18-18 25-15-0-2-3 15-15-15 KCl Urea SFT KCl 10-30-10 15-15-15 13-26-6 15-15-15 30-6-0 6-8 C A Tomate B C A Zanahoria Remolacha B 2-4 Repollo Coliflor Lechuga y otras hortalizas de hoja A A A Arveja B Habichuela A Nota: En suelos con pH inferior a 5.g.d.t.d.TABLA 11.t. vacunaza.t. roca fosfórica carolina del norte en dosis de 250 kg/ha.= Días después de germinación.

y Solubor).1 En siembra directa Para el caso de las hortalizas de siembra directa se tiene la gran ventaja del ahorro en costos de mano de obra. Zn. En cuanto a la fertilización edáfica se siguen varios principios generales como son: • El abono debe incorporarse para evitar problemas de volatilización y lavado. especialmente tratándose de abonos nitrogenados. pero cuidando el contacto directo de las mismas con este. en concentraciones no superiores al 0. Para suplir deficiencias no severas de elementos menores debe considerarse la fertilización foliar con fuentes de quelatos altamente solubles (Quelatex. En el primer caso se distribuye de manera uniforme la semilla sobre la superficie del suelo y se cubre. Fe. además el control preventivo de malezas o su erradicación oportuna contribuirá indiscutiblemente a la producción (Pérez. • Colocar el abono cerca de las semillas. 9. Teniendo en cuenta que la mayoría de las hortalizas tienen un período vegetativo corto y que producen grandes cantidades de biomasa por unidad de área.2 En semillero Cuando es necesario elaborar semilleros debe tenerse en cuenta lo siguiente: • Tipo de suelo: franco arenoso con buen contenido de materia orgánica.3%. 1992). pero tiene el inconveniente de que es necesario aumentar las cantidades de semilla. ya que se puede reducir considerablemente el proceso de germinación. Cu. Mn. 191 . si se quieren lograr densidades de siembra lo más homogéneas posible. • Las fuentes simples reportan economía al momento de fertilizar y facilitan el manejo agronómico de las especies. para que no se presente inconveniente mecánico en el momento de la germinación. • Debido al desarrollo acelerado de las especies hortícolas es necesario incorporar parte del abono en el momento de la siembra y/o trasplante. se hace necesario la elaboración de un conjunto coordinado de labores agronómicas que inicia con el adecuado desterronamiento y drenaje del terreno. no siendo aconsejable este sistema debido a que se dificultan las labores de deshierbe y raleo. La siembra directa se puede hacer al voleo o por surcos. especialmente para el fósforo y el potasio.9. estudiando la posibilidad económica de fraccionar el nitrógeno y el potasio de acuerdo al período vegetativo de cada especie en particular. La distancia más aconsejable cuando se emplean surcos es de 15 cm a chorrillo. PRÁCTICAS CULTURALES QUE INFLUYEN EN LA RESPUESTAS DE LAS HORTALIZAS A LA FERTILIZACIÓN 9.

T. sitio accesible para facilitar labores culturales. Respuesta agronómica del cultivo de la cebolla de bulbo a diferentes fuentes y niveles de fertilización potásica en suelos de Villa de Leyva (Boyacá). 424p. • Terreno plano para lograr una profundidad de siembra adecuada y uniforme. 1984. Fertilización en diversos cultivos. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. INSTITUTO COLOMBIANO AGROPECUARIO. U.T. U. Manual de asistencia técnica. Comité Regional de Antioquia.C. Vol. 1986. 1992. Facultad de Ciencias Agrarias. ÁVILA. Guía para la producción de hortalizas. Tesis de grado. 1996. 1986). p: 77. “La Selva”.P. Nº 1. 1984. N. 127p.73p. C. 1995. GÓMEZ. R. CARREÑO. Respuesta de la cebolla junca (Allium fistulosum L.• Localización: buena aireación. “La fertilización en las hortalizas”. En: El fósforo en el trópico. en dosis de 500 g/10 m2 de semillero (Gómez. E. En: El cultivo del ajo y las cebollas. C. 104 p. JARAMILLO. cuando se dispone de semilleros con abundante materia orgánica es suficiente para el adecuado crecimiento de las plántulas aplicar al voleo un fertilizante completo con alto contenido de fósforo (ej:10-30-10 ó 13-26-6). 1984. disponibilidad de riego. Tunja. Universidad Jorge Tadeo Lozano. Quinta aproximación. Respuesta de la cebolla de rama (Allium fistulosum) a la fertilización química y orgánica. C. J. 1996. Grupo regional de investigación agrícola. G. GUERRERO.) a la fertilización radical en el municipio de Aquitania (Boyacá).Tesis de grado. BIBLIOGRAFÍA CITADA ARIAS. Suelos Ecuatoriales. La fertilización fosfórica en suelos de clima frío. A. Fertlilización de hortalizas de clima frío.C. p: 50-51.CORPOICA. 92 p. 1988. En: Memorias seminario Fertilización de cultivos. P:114-136. • Adecuado drenaje para evitar la proliferación de plagas y enfermedades Para especies de rápido crecimiento.I. Tunja. y PRIETO. a la fertilización química y orgánica en la zona de Tenerife (Valle del Cauca). Principales enfermedades del ajo y las cebollas . ICA .P. Nº 25.E. 64p. ICA. Respuesta de la cebolla de rama (Allium fistulosum). ICA. • Protección contra vientos fuertes y animales domésticos. 192 . CASTAÑEDA. J. Santafé de Bogotá. GÓMEZ. CORPOICA. Tibaitatá. Facultad de Ciencias Agrarias.

Universidad Nacional.80. Fertilización del Tomate (Lycopersicum sculentum) en Colombia. Curso sobre hortalizas. 1992..I. 1992.60. 1996. Aspectos generales de la producción del ajo y las cebollas. p: 5. Medellín. Respuesta de la cebolla de bulbo a la fertilización con N-P-K y abono orgánico en un suelo del municipio de La Playa. 1996. ICA. MUÑOZ. QUINTERO. p 1-2. ICA. 1983. Estudio comparativo de la producción de cebolla de rama (Allium fistulosum L. Tibaitatá. Situación hortícola Nacional. Regional 4: Antioquia Chocó. Respuesta de la cebolla de bulbo (Allium cepa) a la fertilización química y orgánica en C. L. Guía para la producción de hortalizas en el departamento de Sucre y zonas similares. En: Primer curso nacional de hortalizas de clima frío. 102 p. Programa nacional de hortalizas. ICA. 1992. PÉREZ. R. Universidad de Sucre. Situación y perspectivas de la horticultura en Colombia. 1995. MINISTERIO DE AGRICULTURA Y DESARROLLO RURAL. ICA. Respuesta de la cebolla de rama (Allium fistulosum) a la fertilización química y orgánica en C. Guía sobre tolerancia relativa a la salinidad en hortalizas. Norte de Santander. Evaluaciones agropecuarias municipales. JARAMILLO. OSORIO.JARAMILLO. J. 207p. p:56 . y OSORIO. R. 1980. p: 50 . Programa nacional de hortalizas. HIGUITA. p: 136 139.I. 122p. 1984. p:140 141. R. 1989. Facultad de Agronomía. ICA. Tibaitatá. En: El cultivo del ajo y las cebollas. J. H. Unidad Regional de planificación agropecuaria. 1983. __________ 1978.. N. MAAS. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. Boletín Nº 8. ICA. RODRÍGUEZ. Informes anuales de actividades. Facultad de Ciencias Agropecuarias (tesis). PALACIOS.. __________ 1980. J.Tibaitatá. 193 . M. 1982. OSORIO. LOBO. En: Seminario Fertilización de cultivos. p: 19-25.) con dos métodos de riego y fertilización en la zona de Pasca (Cundinamarca). MUÑOZ. J. Programa nacional de hortalizas. J. Secretaría de Agricultura. F. Programa nacional suelos. p:1-8. Generalidades de la producción de hortalizas en Colombia. 1984. Gobernación de Boyacá. ICA-CORPOICA. En: Primer curso de hortalizas de clima frío.

A. En: Curso de suelos y fertilizantes. Tibaitatá. __________ 1980.WIECZORECK. fertilización de hortalizas en Cundinamarca. En: Curso de Suelos y Fertilizantes. Programa de Suelos. ICA. ICA. 1978. 194 . Respuesta de la coliflor a N-P-K y materia orgánica en suelos de la serie Tibaitatá. Respuesta de la cebolla larga al abono de establo y 10-30-10 en suelos de la serie Puente Largo. Programa de suelos.

V Flores para exportación 195 .

INTRODUCCIÓN El manejo de la fertilización. la fertilización. ambientales y sociales de importancia para la comunidad mundial. es cada vez más reconocido el papel que juega el aspecto de la nutrición en el manejo de las plagas y de las enfermedades de las plantas. Dada la gran complejidad de este sistema de producción. En el escenario actual de los negocios se pone cada vez más de relieve la importancia de la producción limpia. Santa Fe de Bogotá. la directa relación y dependencia con el medio ambiente resulta tan estrecha. autoridades fitosanitarias o ecológicas —. la viabilidad del negocio.PRINCIPIOS PARA UN MANEJO INTEGRADO DE LA FERTILIZACIÓN EN EL CULTIVO DE FLORES PARA EXPORTACIÓN Fernando Jaramillo Garavito* 1. Jardines de los Andes. en buena parte. Más aún. que es imposible pasar por alto las consi* Ingeniero Agrónomo. tiene implicaciones que van más allá de lograr una buena productividad y calidad. Por otra parte. en cuanto aspectos políticos. organizaciones no gubernamentales. 196 . esto es satisfaciendo las reglas establecidas por las autoridades locales en los sitios donde se desarrollan las operaciones de producción. En no pocas ocasiones y con justificadas razones ha sido considerado junto con el manejo de plagas y enfermedades. en sistemas de producción como la floricultura. y en la calidad de postcosecha de las flores. o por los distintos públicos — llámense consumidores. a pesar de ser una técnica agronómica entre varias. cuya importancia decide. como factor clave en las técnicas de producción necesarias para el buen desempeño del negocio. o de la nutrición vegetal en cultivos de flores bajo invernadero. ha sido reconocida como una práctica de singular significancia entre los profesionales y empresarios del sector.

Un ejemplo basta para ilustrar bien lo anterior: en el tiempo que dura la vida de una célula. buena adaptación y constante mejoramiento de las especies y variedades de ornamentales con calidad suficiente para competir en cualquier mercado. El éxito de la floricultura Colombiana se debe.000 proteínas diferentes se habrán intercambiado con el medio circundante miles de veces (Margulis y Sagan. nitrógeno — cuya necesidad está fuera de discusión — en una forma típica: nitrato de amonio. año tras año. semana tras semana. que permite mínimos requerimientos de energía para el sostenimiento de la temperatura de los invernaderos. un plazo relativamente largo de uso del suelo. EL PROBLEMA Para entender un poco mejor el lugar que tiene la fertilización en el negocio de producir flores bajo invernadero hay que repasar el negocio mismo. En el universo de la agricultura. que hace difícil el montaje de esquemas de rotación que podrían balancear el sistema suelo-planta. el cultivo de flores ha llegado a ser un monocultivo intensivo. Esto se logra por una serie de factores. al bajo costo de producción comparado con las flores producidas domésticamente por los países importadores. en donde el hombre es apenas un actor más del reparto. Imaginemos por un momento una práctica de fertilización que se repite día tras día. cuyo diseño liviano abarata enormemente la inversión en infraestructura. La intensidad de la inversión por hectárea implica. Supongamos que esta práctica conlleva el uso de un fertilizante particular. extraordinarias y muchas veces desconocidas relaciones entre ellos. pero sobre todo en aquellos cuya plata197 . hoy por cierto ya con señales de saturación. recursos naturales — agua y suelo — suficientes. sin cambio. enfrentamos una complejidad adicional: la de las múltiples. clima. al menos durante el inicio y desarrollo de la industria floricultora en el país. visión empresarial y disponibilidad de capital.deraciones referentes a un mejor entendimiento y buen manejo de las técnicas de producción. soportada en conceptos de uso corriente aunque no necesariamente válidos en todos los escenarios. 1995). ¿qué podríamos esperar? Pero vamos más profundo. existencia de un mercado de demanda. facilidades y costo razonable para el transporte aéreo de carga. entre ellas la fertilización. donde el manejo de seres vivos es el escenario corriente. entre otros. así mismo. 2. sólo guiada por la rutina y el quehacer disciplinado sin mucha reflexión. entre los que figuran: disponibilidad y bajo costo de mano de obra. En cualquier negocio. de la cual nos ocuparemos en este capítulo. condiciones macroeconómicas favorables. Esperemos 15 años: ¿qué podría ocurrir? Preguntas como esta usualmente no se hacen cuando se toma una decisión agronómica particular pero. Adicionemos una dosis de uso corriente en sistemas de fertirrigación: 200 ppm. Por la naturaleza misma del negocio. sólidos conocimientos técnicos transferidos desde el exterior o desarrollados localmente. y de éstos con su medio. y si se hicieran. Esto lleva inexorablemente a un destino: el suelo como recurso natural suficiente del negocio se vuelve un limitante. del orden de 5.

en buena parte. estas verdades adquieren dimensiones insospechadas. Consideremos más aspectos del problema. unida a los altos costos de producción intrínsecos de las flores. claveles y pompones. limitado hasta el momento. reducen las posibilidades de rotación. apuntan al recorte substancial de los insumos. Por otra parte. operar y solucionar algunos de los difíciles problemas que hoy retan la pericia de los profesionales y administradores encargados de producir flores para los mercados internacionales de flor cortada. con frecuencia. a tres productos básicos: rosas. pero sí intentar una visión agronómica integrada a un modelo de negocios. que nos ayudan a comprender ciertos comportamientos e interacciones que ocurren en el sistema de la Naturaleza. Esta presión. la viabilidad del negocio. Existen algunas leyes. usualmente más fáciles de medir que otros factores. el ciclo de vida de las plantas — de varios años algunas de ellas — y la racionalidad del mercado. cada vez con más frecuencia aparecen enfermedades cuyo control resulta progresivamente más difícil y costoso. entonces retornamos al problema: ¿qué está funcionando mal? Los modelos de rotación de cultivos son de difícil aplicación en un negocio. el 25% de los productos químicos). La calidad. de cuya vida en florero depende. debemos hacer énfasis en el concepto de manejo integrado. MODELANDO UNA VISIÓN Con frecuencia el problema de la producción de flores se ve como la puesta en marcha de una serie de disciplinas especializadas con ópticas y soluciones no siempre armónicas y coherentes entre sí. o tendencias o modelos. con soluciones que frecuentemente recaen en el esquema de manejo exclusivamente químico. En la floricultura. que por supuesto todos esperan. concepto que nos permite. seres agonizantes. Por esta razón. ha llevado a replantear todos los aspectos del negocio que. responsable con el medio ambiente: el de una empresa humana que respeta y trabaja a favor del sustrato que la mantiene. es un viejo y sabio refrán que aplica bien al caso de la nutrición 1 Usted es lo que come 198 . la mayoría de las veces relacionadas con la durabilidad del follaje y de las flores. todo está ligado. y que nos capacitan para reaccionar más adecuadamente frente a la compleja maraña formada por el sistema conformado por el suelo. la planta. a su vez. en cuanto a técnicas de producción y aspectos ambientales se refiere.forma fundamental es el suelo viviente. No pretendo ser exhaustivo ni profundizar teorías. de alguna manera. cuyo fundamento estriba en el hecho de que. además. el producto final son las flores de corte. en donde los productos químicos están en el orden del 25% de los costos directos de producción (los fertilizantes pueden ser. el agua y el clima. ¿Puede estar la fertilización implicada? ¿Cómo? 3. Cuando oímos quejas de nuestros clientes acerca del producto. El alto costo del material vegetal. You are what you eat1. cada vez mayores por parte de los gobiernos y los consumidores. está además ligada a exigencias.

que con frecuencia conduce nuestra pauta de manejo de fertilizantes.Reacción va tejiendo pasado. Si las acciones son correctas. y cuando se aplica a las especies conduce a la evolución (Margulis y Sagan. y que el complejo universo que manejamos y que tratamos de reducir a unas pocas conjeturas y conceptos. Lo contrario implica una reacción en cadena de consecuencias imprevisibles. al que llamamos mutación. no siempre reacciona como queremos. Tenemos que comprender que el cambio es la norma. Cambiar para que nada cambie es la esencia de la autopoyesis (la autopoyesis se refiere a la continua producción de sí misma que caracteriza la vida). rige — querámoslo o no. la reacción tarda en llegar. La Ley de Acción . Otra cosa es que la ignoremos. el de los nutrimentos está estrechamente relacionado 199 . Al igual que muchos otros comportamientos de la naturaleza. Es sabido que el suelo termina pareciéndose al agua y a la fertilización con que se nutre. La Ley de Acción-Reacción igual opera. hasta que florecen las condiciones para su emergencia. muchas veces oculta para nosotros por su compleja urdimbre. 1995). La inercia. el concepto de la concentración. La observación constante y objetiva de las plantas. Existe otro aspecto crucial. podamos comprobarlo o no — todas las acciones que en el orden agronómico emprendamos con el ser viviente que llamamos suelo. cuyas implicaciones en la vida práctica son enormes. Quince años repitiendo invariablemente una fórmula de fertilización que pudo ser correcta en su momento. Cada acción tiene su reacción. Los elementos químicos son también información. pues así es la ley de la naturaleza: causa y efecto (Kirpal. la reacción esperada lo será también. Un monitoreo constante de las principales variables es pues herramienta indispensable para enfrentar el cambio. el gran pensador alemán. No solamente materia prima. Esta es una verdad que la experiencia nos señala a menudo. la mayoría de las veces simples por comodidad. Copias erróneas conducen a la entropía total del original. es un gran enemigo del buen manejo de la relación planta-suelo-clima-hombre. generalmente inviable. Su reacción es de sentido contrario y de la misma magnitud que las acciones a que lo sometemos. Dejarle la química a la naturaleza. 1987). No es buena excusa decir que ignorábamos o desconocíamos tales o cuales aspectos. presente y futuro con una lógica implacable. nos puede ayudar mucho en el manejo de la nutrición.vegetal. entendámoslo o no. escribió: nada sucede en el mundo viviente que no esté en relación con el todo. Esto se aplica tanto a la biosfera como a la célula. Cuando repetimos una acción incontables veces. puede llevar al desastre. la física y la biología del suelo. Sobre estas variables volveremos más tarde. tenemos que afrontar las consecuencias. Pero por otra parte. ¿en donde termina esta reacción? Goethe. El suelo devuelve en sentido opuesto y con la misma intensidad todas las acciones que a él dirigimos.Reacción. pareciéndonos como congelada en el tiempo. pudiera parecer una solución prudente frente a las decisiones de manejo agronómico que tenemos que tomar y que afectan la química. La repetición de algo bueno es clave del éxito. La Ley de Acción . Pero una estructura exitosa como el ADN que se repite indefinidamente es exitosa hasta que aparece un error. el medio ambiente y el suelo. En no pocas ocasiones.

por otra parte. La campana de Gauss con sus múltiples versiones también explica este concepto. según como se mire. Un manejo eficiente de la fertilización siempre estará enfocado en mantener las concentraciones de los elementos en su rango óptimo. No importa lo que hagamos o lo bien que lo hagamos. Sabemos.000 calorías por cada caloría de trabajo huma200 . Tomado de Smith (1962). Existe una temperatura óptima donde la velocidad de desarrollo es máxima. Tomemos el ejemplo del efecto de la temperatura sobre cualquier estadio del ciclo de vida de una planta. rebasado el cual. en la práctica. Relaciones Generales entre el crecimiento vegetal o producción y contenido de elementos de la planta. la Segunda Ley de la Termodinámica. Una terrible derivación es la de que el equilibrio se obtiene cuando se llega al máximo desorden. estará allí para arruinarlo. Lo propio sucede con temperaturas subóptimas. Esta tendencia al desorden o a la igualdad. tiene importantes consecuencias prácticas. se vuelve tóxico (Figura 1).con este concepto que puede ser formulado como un crecimiento que parte de cero hasta alcanzar un óptimo. Las conductas e interrelaciones de las plantas con su medio siguen en muchas ocasiones estos modelos de curvas Gaussianas. nos presentan un ejemplo que pone de presente los complicados aspectos de la entropía: un sólo campesino sin maquinaria suele producir por lo general unas 10 calorías de energía por cada caloría que gasta. Formulada de muchas maneras citaremos apenas dos: a) Cualquier sistema. la entropía. b) Ningún proceso real puede ser 100 por ciento eficiente. Si bien es cierto que un granjero de Iowa puede producir hasta 6. especialmente cuando hacemos la pregunta: ¿cuál es el óptimo? ¿Cómo se mantiene? CRECIMIENTO O PRODUCCIÓN D C E B A. sobrepasado este umbral la tasa de crecimiento se detiene. que la energía se mueve siempre de los estados más concentrados a los menos concentrados. Rifkin y Howard (1980). tiende espontáneamente hacia un desorden creciente. B : Deficiencia severa C : Deficiencia moderada D : Rango de exceso E : Rango tóxico A CONCENTRACIÓN DE MINERALES EN MATERIA SECA FIGURA 1. este concepto obvio es frecuentemente pasado por alto. más su alrededor. Desafortunadamente.

acoplados e integrados. alguna se volverá irrecuperable. Del equilibrio de esta relación depende en alto grado el éxito o el fracaso de los cultivos. por cada caloría de energía producida. más eficientemente manejaremos nuestro suelo y. de toda la energía que invirtamos en el proceso. con el objeto de no apartarnos tanto de ese equilibrio dinámico entre el dar y recibir que garantiza la continuidad de la vida. debemos esforzarnos en monitorear constantemente el cambio de las principales variables. el agricultor gasta 2. Si quisiéramos resumir este breviario filosófico podríamos arriesgar esta conclusión: nuestras acciones. energía solar. la Fisiología Vegetal y. 4. como el acto de cultivar y siempre canalizada como empresa: la actividad que mejor define los propósitos humanos. la viabilidad del negocio. las Ciencias del Suelo. dióxido carbónico. según un meticuloso plan a cargo de los genes de las plantas. mediado todo por la intervención del hombre sobre la naturaleza. el infinito mercado de las necesidades humanas. es el de fuente-vertedero.no. tan común a la experiencia humana. por supuesto. 201 . al menos las conocidas. hagamos lo que hagamos. y puesto que la nutrición del suelo y de la planta se vuelve repetitiva. la mayor parte de las cuales corresponden a la energía utilizada para accionar la maquinaria agrícola y a la energía contenida en los pesticidas y abonos sintéticos que aplica a la cosecha.. devuelven alimento para los organismos que habitan en él. cuyo programa de información y de ordenamiento consiguen que unas ciertas cantidades de agua. Otro importante modelo de la naturaleza que describe las relaciones entre los diversos componentes de los ecosistemas. Entre más comprendamos este modelo.790 calorías. y por esto resulta imperioso tratar de conservar la que disponemos de la mejor forma posible. ELEMENTOS CLAVES PARA UN MANEJO INTEGRADO Cuando un producto de la floricultura llega a su destino final.. tenida en cuenta la capacidad del suelo de devolverlas como reacciones en cadena. han ocurrido múltiples eventos y transformaciones. Así pues. la Microbiología del suelo. Este modelo nos dice que el suelo actúa como fuente de alimento de las plantas quienes. sin olvidarnos que. (oferta y demanda) cuyo significado no es otro que el establecido en la relación recíproca del dar y recibir. esta eficacia aparente queda completamente desmentida cuando se calcula toda la demás energía invertida en el proceso. el agricultor estadounidense debe gastar 10 calorías de energía . De las complejidades de este dar y recibir dan cuenta ciencias como la Ecología. en donde ciertos elementos se encuentran organizados. y sales minerales se organicen e interactúen de tal manera que logren el propósito de agradar la vista en la forma de una vistosa flor. No sería muy exagerado decir que los alimentos que consumen actualmente los estadounidenses proceden más del petróleo que de la tierra. en el largo plazo. expresada esta última. Muchas enfermedades de las plantas tienen su origen allí. así como los altos costos en que se incurre cuando este balance es disturbado. a su vez. esto es. a nivel del tema que estudiamos. Para producir una sola lata de maíz que contiene 270 calorías. deben realizarse y proyectarse con gran responsabilidad.

conocidas también como algas verde-azules. en donde se resalta el papel de los seres vivos: “Los organismos del suelo participan en la génesis del habitat donde viven. Típicamente contiene las siguientes proporciones de cuatro constituyentes básicos: minerales (aprox. 25%) y materia orgánica (aprox. Dos nutrimentos mayores son deficientes en los estados iniciales del proceso: el carbono y el nitrógeno. dos contienen partículas coloidales. Revisando algunas definiciones y descripciones en la literatura. y especialmente con las plantas superiores. podemos descubrir cuales son sus componentes críticos y cuál su nivel relativo de importancia. Willis (1984) nos dice que el suelo es una sustancia muy compleja. por eso. La descomposición física y química de las rocas. esta es una de las razones por las que el humus es tan valioso para el suelo. por tanto. materia orgánica. en el caso de la floricultura bajo invernadero. aquellas que miden menos de 0. y los de humedecimiento y secado. Veamos por aparte cada uno de estos componentes. Las partículas coloidales. inician los procesos de formación del suelo (Figura 2). Después de que la vegetación superior se establece. mezcla de varios componentes. el “pegante” excretado por las raíces y los microorganismos del suelo (Willis. el mineral. Entre ellos mencionamos: Los ciclos climáticos de calentamiento y enfriamiento. aire (aprox. 25%). y. en tamaños suficientemente pequeños para permitir interacciones coloidales que lo caracterizan. definido como aquella parte de la superficie terrestre capaz de soportar la vida vegetal. los coloides del suelo. topografía. 4. Por otra parte. éste último constituye un importante modificador del clima.El sustrato de esta actividad — en Colombia — es el suelo y. hasta llegar a partículas finas con grandes áreas de superficie que posibilitan la liberación de nutrimentos para las plantas. las excavaciones animales. Paul y Clark (1989) nos brindan la siguiente descripción del proceso de formación de esta importante parte de la corteza terrestre. los colonizadores iniciales del material parental del suelo son usualmente organismos capaces de fotosintetizar y fijar nitrógeno. la penetración del suelo por las raíces de las plantas. 45%). Los coloides húmicos pueden retener tres veces más nutrimentos que las arcillas. los otros cuatro son: clima. son importantes porque tienen la habilidad de retener ciertos nutrimentos de las plantas. existen varios factores que contribuyen a la buena estructura del suelo. tal vez el más importante.1 El suelo El escenario en que se realiza la actividad floricultora es también fuente de materia prima y.002 mm. material parental. agua (aprox. su conocimiento es de vital importancia. resumidos por el USDA (United 202 . y tiempo. y junto con la biota total. un continuo de procesos del suelo produce la mezcla dinámica de células vivas y muertas. y partículas minerales. 1-5%).” Sobre los coloides Willis (1984) nos dice lo siguiente: de los cuatro componentes del suelo. la arcilla y la materia orgánica. así como los procesos que le dan origen. el humus. Estos son predominantemente las cianobacterias. Entre los seis principios básicos de la agricultura orgánica. 1984). constituyen uno de los cinco factores que interactúan en la formación del suelo.

203 . materia orgánica y material parental en el desarrollo del suelo. su color. el diámetro y fortaleza del tallo. aunque pueden ser modificados por nuestras acciones. el comportamiento mismo de la planta — en donde sólo la experiencia y paciente comparación de lo que estimamos es una buena o mala cosecha. “El suelo como fuente de vida: la calidad y balance del suelo (esto es. y otros nutrimentos) es esencial para el futuro de la agricultura en el largo plazo. el tamaño de las flores. Interrelaciones de organismos.Deposición Seca (Viento) Establecimiento de plantas Húmeda (Lluvia) Colonización algas y líquenes Rocas extrusivas y fragmentos minerales Material parental Hojarasca Inoculación microbiana Micorrizas: fijación de N2 A Perfil del suelo Toma de nutrimentos Lixiviación Complejos de arcilla y materia orgánica B Efectos antropogénicos Hongos Bacterias Descomposición y predación Protozoos Nemátodos C Solubilitación de nutrimentos: mineralización e inmovilización TIEMPO METEORIZACIÓN FORMACIÓN DE HUMUS DESARROLLO DEL PERFIL FIGURA 2. citamos el segundo. el color y grosor de las mismas. ¿Qué podemos hacer? Monitorearlos cuidadosamente y obrar en concordancia. (1989). afectarán profundamente la vida vegetal. textura. realizados con periodicidad y frecuencias no mayores de tres meses. el seguimiento de las señales vitales del suelo y. Tomado de Paul y Clark. consistencia y la manera como crecen y proliferan las raíces. La salud humana y animal están directamente relacionadas con la salud del suelo. tamaño. y de hecho lo son. El modo como crecen las hojas.” En conjunto. el número de pétalos. estos factores de formación y composición del suelo nos están diciendo que existen ciertas proporciones de elementos constituyentes y ciertos procesos que. Los análisis físico-químicos del suelo. suelo con niveles apropiados de materia orgánica. actividad biológica y bacterial. elementos menores. States Department of Agriculture) en su “Report and Recommendations on Organic Farming” (1980) y citados por Gershuny y Smillie (1986). nos puede dar la medida del desempeño global del suelo — constituyen las formas clásicas de seguimiento. quizás la más importante. y el de flores cuando este sea el caso.

Esto es tan fácil e importante como tener individualizadas y divididas las unidades de producción de una finca.500 metros cuadrados son convenientes. análisis de laboratorio y métodos de interpretación (Jones. de lo que nos puede proveer el análisis de suelo (Ashmead. Así mismo. el secreto de usar los resultados radica en su interpretación (Coleman. El viejo adagio según el cual: “un hombre con un reloj sabe qué hora es. No obstante. Existe una considerable literatura sobre la evaluación de resultados. que finalmente pueda ser identificada y diferenciada de las demás por una historia. así mismo. viento — constituyen valiosos indicadores. pero aún. además de que indican con más precisión la disponibilidad de un nutrimento. ya que laboratorios diferentes generan informaciones diferentes. en su defecto. técnicas simples de medición que pueden llevarse a cabo en una operación de flores. es importante que estas mediciones se prolonguen en el tiempo. Es de vital importancia que exista un patrón lógico y una consistencia en la manera y frecuencia como se toman las muestras. las computadoras y los expertos en informática. Pueden ayudar enormemente. que varía notablemente en distancias relativamente cortas. A menos que se trate de operaciones muy pequeñas. no obstante. la de ese invernadero o sitio específico de producción. cada una con su respectiva “historia clínica”. los análisis de tejido ayudan a descifrar problemas o confirmar sospechas. tener claro qué se espera obtener con ellas y hasta dónde pueden usarse como norma para tomar decisiones de fertilización. existen los registros manuales. Unidades de 2. creo no equivocarme en afirmar que es casi imposible alcanzar un moderado éxito sin un mínimo de información proveniente del monitoreo de las principales variables implicadas. del respaldo de un buen sistema de información. humedad relativa. 1986). temperatura. y acuerdo razonable entre los científicos de suelos y plantas acerca de lo que puede ser adecuado e inadecuado. Cada área de producción es como un individuo y su tamaño está en función de la homogeneidad del suelo. Existen. a pesar de referirse a una misma técnica de análisis. Pero sobre todo. para bien o para mal. cada una tiene sus problemas en términos de muestreo. un hombre con dos relojes nunca está seguro” se aplica bien. Aunque ha habido una considerable cantidad de investigación sobre las técnicas de análisis de suelos y plantas. lo que varía considerablemente entre estos mismos científicos (Jones. aludiendo siempre a una misma unidad de área. por supuesto. pero es la determinación de lo que se necesita para corregir una deficiencia y susministrar los requerimientos del cultivo. 1989). 204 . Hoy existen. De todas maneras. La medida de la salinidad y el pH marcan tendencias si se llevan con frecuencia.000 a 2. 1985). La relación entre el contenido mineral en el suelo y su verdadera disponibilidad generalmente sigue una curva asintótica (Figura 3). dada la carencia de certeza inherente a los análisis de suelo.la productividad y longevidad en florero logradas. junto con los registros climáticos — energía solar. Requiere. preparación de la muestra. cruzar información entre laboratorios puede ser saludable. Esta es tarea compleja pero eficaz. Aquí es clave resaltar la importancia de establecer la cooperación con un laboratorio de suelos de gran experiencia y seriedad. Sin estos mínimos registros es imposible hacerle seguimiento a los procesos del suelo. 1985).

Nuevamente es la evaluación de conjunto la que nos acerca a una decisión acertada. Ahora bien. por su naturaleza. pero se genera más aireación. Considerando que las sales solubles se mueven en la dirección del movimiento del agua (Western Fertilizer Handbook. que crea según el diseño de la “cama” efectos positivos o negativos. unidad de producción en los cultivos de flor. genera problemas en las plantas situadas en los bordes. Por esta razón requieren aporques. pero el borde queda sometido a la compactación generada por el tráfico humano principalmente. Aquí aparece adicionalmente el problema de los caminos. ellas tienden a acumularse en los sitios en donde hay más evaporación activa. Su forma afecta no solo la capacidad de drenaje del suelo sino también el desempeño del cultivo. Una solución común es la del uso de plaquetas que permiten aislar la “cama” del camino. Cuando se cultiva en surcos (en la agricultura tradicional) se incrementa el área no utilizable. El impacto en productividad de estos bordes es considerable. teniendo en cuenta su número en el cultivo. evita el anterior efecto. con el inconveniente de que crean otros problemas a nivel fitosanitario. Las plantas afectadas por la falta de oxígeno y la mala infiltración del riego crecen deficientemente. generalmente relacionados con el riego. Un aspecto que no puede pasar desapercibido es la arquitectura de la “cama”. pero su principal efecto es el de borde. Relación entre el contenido mineral del suelo y el contenido mineral en el tejido de la planta. El opuesto. general205 . cuya condición anaeróbica y usualmente salina. una “cama” sin plaqueta. 1990). Tomada de Ashmead. Por otra parte. con la tierra al mismo nivel del camino. por tanto mayor movimiento de CO2 a nivel foliar. (1986). “camas” elevadas sin plaqueta están sometidas a otro tipo de problemas. especialmente cuando las plaquetas son más altas que el nivel de la tierra de ésta pues obstaculizan la acción de las aspersiones de agroquímicos a nivel del suelo.Cpncentración de nutrientes en la planta Diferencia indicada por el análisis de tejidos Diferencia indicada por el análisis de suelos Concentración de nutrientes en la solución del suelo FIGURA 3. con tierra precisamente de los caminos. se compactan con el tiempo y esto crea poblaciones de microorganismos anaerobios que pueden afectar el cultivo. los caminos.

pero. y de la intensidad del proceso. La preparación del suelo es un punto de la mayor trascendencia en relación con la nutrición vegetal. Un suelo bien preparado es clave para una buena cosecha. La cuestión es ahora. No hay acciones aisladas y sin consecuencias.mente los bordes. ¿Qué tan profundo preparar? ¿Cuando? ¿Por qué? ¿Cómo? Primero que todo. dependiendo de la forma de éstas. Existe una sabiduría profunda en la manera como están dispuestas éstas capas. Estos dos conceptos. pero hay preguntas cuya respuesta no siempre es obvia. Un movimiento en cualquier dirección afecta el comportamiento del sistema en su totalidad. También la exploración con una pala o con barreno nos puede indi206 . ¿cómo podríamos imitarlas y por qué? Digamos que el fenómeno de la vegetación — y en buena parte de la vida — ocurre en los primeros centímetros del suelo. ¿en qué consiste esta preparación? Existen muchos métodos y teorías al respecto. es causa probable de problemas. una simple red freatimétrica nos revela importantes aspectos sobre el comportamiento del agua. Por otra parte. Por ejemplo. Su impacto en los procesos del suelo se refleja en la estructura. partiendo de la superficie hacia abajo. Por otro lado. resulta útil observar cómo es un suelo en su estado natural. los caminos y la parte superior de las “camas” siguiendo diferentes patrones. Este aspecto pone de relieve las intrincadas conexiones que existen entre una decisión agronómica y la escalada de efectos que produce. el suelo presenta una cierta continuidad que las plantas pueden leer. o abonos o fertilizantes — debemos incorporarlas uniformemente. el de respetar la morfología original hasta donde sea posible y trabajar con la mayor uniformidad. ya que muchas veces crean discontinuidades en el tejido del suelo. garantizan respuestas adecuadas y positivas. todos los cuales terminan afectando la nutrición y el desarrollo de las plantas. Por tanto no parece buena idea mezclar las capas del suelo. cuando adicionamos enmiendas — es común la cascarilla de arroz. Su respuesta a esta uniformidad será un crecimiento uniforme. encontramos que. afectando de ésta manera no sólo la física sino también la química y la biología de éste. composición de poros. Tal vez existan ciertas condiciones que no son fáciles de volver a recuperar una vez se ha hecho un volteo profundo del suelo. Ojalá uno que nunca haya sido disturbado. cuando la materia orgánica queda incorporada a cierta profundidad. ocurren procesos anaeróbicos de descomposición que arrojan resultados poco satisfactorios. de la concentración de las sales. cuando no perjudiciales para las plantas. Allí se dan cita raíces y millones de organismos a la par. Salvo accidentes naturales o presencia de obstáculos. el proceso de alimentación de las plantas y de los organismos del suelo ocurre principalmente desde la superficie y desde allí hacia las capas más profundas. en un suelo virgen. digamos los primeros veinte centímetros con los siguientes veinte. Tal vez por esta razón. Lo contrario. de cuyo estudio nos ocuparemos más tarde. desde el “mulch” de hojarasca superficial hasta la más profunda del subsuelo. que influirán negativamente en el crecimiento y funcionamiento de la raíz. generando bolsas de materiales extraños. Conocer el subsuelo ayuda enormemente. aireación y drenaje.

afectando la proporción de gases. No obstante. el potasio decrece la susceptibilidad de las plantas tanto a los parásitos obligados como a los facultativos (Marschner. también existe un efecto deletéreo por excesiva oxigenación. Los anteriores autores mencionan que. bajo la influencia del oxígeno. el nivel de profundidad de la roca madre y el nivel freático son tres aspectos que nunca deben ser pasados por alto. las plagas y las enfermedades es muy compleja. También han sido hallados otros metabolitos como el etanol. butírico —. un suelo reducido (deficiente en oxígeno) puede contener algunas sustancias fitotóxicas: la literatura menciona entre otras. la reacción del suelo (pH). los sulfuros y ácidos orgánicos — acético. 1983). Usualmente. Por ejemplo. un suplemento “balanceado”. 1986). Como regla. o un incremento en la población de patógenos o de su virulencia (Glinski y Stepniewski. niveles freáticos altos. propiónico. causadas ambas por cambios en la concentración del CO2 en el aire del suelo y el envolvimiento de los iones hidrógeno en la reacciones de óxido-reducción. tienen la forma de una curva con un máximo. sino que es predecible y fácilmente demostrable (Marschner. por otra 207 . Siempre resultará interesante conocer aspectos generales del suelo que se va a trabajar.car e informar sobre problemas y características claves para lograr un buen manejo. La profundidad efectiva — horizonte superficial —. horizontes con poca materia orgánica o poco profundos. el etileno y su precursor el ACC (Glinski-Stepniewski. aunque hay algunas áreas principales de la interacción planta-hospedero en donde el papel de los nutrimentos no sólo está bien establecido. también incrementan la resistencia a los parásitos facultativos. ya que los efectos de casi todos los factores del ambiente sobre los organismos vivientes. pero. que asegure un crecimiento óptimo de la planta. la interacción entre las plantas superiores. principalmente oxígeno. 1986). Este fenómeno no es inesperado. 1983). son todos aspectos que influirán en el contenido de aire del suelo. es considerado también óptimo para la resistencia a los patógenos. La falta de oxígeno en el suelo está relacionada con la presencia de enfermedades. y metales como hierro. y por tanto el desempeño de la fertilización y de las plantas. que retrasan la senescencia de la planta. manganeso y aluminio. todos los factores que soportan las actividades de síntesis y metabólicas de las células. y deben ser reconocidos antes de tomar decisiones agronómicas de cultivo. Suelos demasiado superficiales. pues su defecto acarrea funestas consecuencias. La influencia de un exceso de oxígeno en los animales y en el hombre es bien conocida. Así mismo. Las concentraciones de ciertos elementos como el oxígeno deben estar en el rango óptimo. y que además de los bien conocidos efectos nocivos de la deficiencia de oxígeno en raíces. La pregunta clave es: ¿qué tanto sabe usted de la capa inmediatamente inferior a la del horizonte superficial? ¿Está consciente de cómo su conformación afecta las cifras de su negocio? Si la respuesta es afirmativa: ¿cada cuánto chequea el nivel freático? Se puede uno sorprender con cuanta facilidad y velocidad cambia este factor en los suelos de la Sabana de Bogotá dedicados al cultivo de flores. En condiciones de deficiencia de oxígeno pueden haber dos razones para su presencia: un decrecimiento de la resistencia de las plantas a la infestación. puede variar en más de dos unidades.

poroso. La materia orgánica fresca consiste en los desechos de organismos que no han sido aún descompuestos. puede llegar a ser mineralizada y finalmente liberar sus nutrimentos al cultivo. pero no toda la materia orgánica es humus. Según el concepto ecológico. que la nutrición. bajo apropiadas condiciones. el cuál es soluble tanto en ácido cómo en álcali. él influencia y es influenciado por todos los otros aspectos del suelo.” Como una entidad biológica creada por distintos factores a partir de varias substancias en proporciones diferentes. y por qué su contenido y forma en el suelo debe ser cuidadosamente evaluado y mantenido. el humus más soluble (inestable) contiene una mayor proporción de ácido fúlvico. La entropía de este valioso elemento es quizás una de las más aceleradas entre los componentes del suelo. Con estos ejemplos se puede deducir sin dificultad. por qué se comporta como lo hace y cómo debe ser medido. En términos químicos. La materia orgánica. las enfermedades y el ambiente del suelo están estrechamente ligados. Al incrementarse la estabilidad. Varios esquemas de clasificación han sido diseñados para variedades diferentes. para lograr una productividad adecuada y sostenible en el tiempo. Humus es lo que llega a ser ésta materia orgánica cuando se ha descompuesto. esponjoso. Las formas más estables de humus consisten principalmente en huminas: insolubles en ácido o en álcali.parte. sin embargo. algunos autores concluyen que el potasio es el nutrimento que más se afecta cuando hay escasez de oxígeno en la raíz (Glinski y Stepniewski. y tiene una placentera fragancia a tierra. “La cantidad y calidad del humus del suelo es su más simple e importante atributo ecológico. y tal vez la causa naciente de las dificultades. “La salud del suelo y el humus son indivisibles: Salud es la vitalidad de la población de organismos vivientes del suelo. como piedra angular 208 . puede permanecer sin cambio por miles de años y. y algo gomoso. el humus desafía una explicación ordenada por parte de los químicos de suelos. cada vez mayores. en su más estable humus. 1983). el humus varía desde una substancia muy estable hasta una forma en la cual es claramente soluble. y humus es la manifestación de sus actividades. En términos generales. predominan. Revisemos ahora el extraordinario papel que juega la materia orgánica del suelo en todos los aspectos que rigen su comportamiento. los ácidos húmicos. En conclusión. los cuáles son solubles en álcali pero insolubles en ácido. las cuales están estrechamente unidas al componente arcilloso del suelo. Citamos textualmente la descripción que sobre materia orgánica y humus hacen Gershuny y Smillie.” El humus es de color café oscuro. Las teorías difieren en cuánto a cómo está formado. La distinción es hecha entonces entre humus estable y humus efectivo (soluble). Todo humus es materia orgánica. Un manejo apropiado del humus mantendrá el equilibrio dinámico entre las formas estables y efectivas.

o bien no se alcanzan los resultados esperados o. agua. el humus mejora el suelo a tres niveles: físico. cuales debemos evitar. dependiendo del tipo de suelo. huerto o jardín (Minnich. ¿Cómo lograr en nuestras modernas operaciones la incorporación de éste precioso elemento? El “compostaje” podría definirse como una manera de reciclar y por tanto conservar. La observación de un suelo virgen nos dice mucho acerca de cómo lograr este proceso en condiciones artificiales. 1979). materia orgánica y material 209 . con la gradación de dosis abarcando rangos grandes. estamos volviendo a recalcar una y otra vez que. desencadenando una acción benéfica que afecta todos los aspectos de los procesos del suelo. Sobre el proceso de “compostaje” existen muchas versiones de cómo producirlo. existen dosis óptimas. forman parte del humus natural. el seguimiento del contenido de materia orgánica debe ser realizado anualmente. es la reducción biológica de residuos orgánicos a humus. a partir de las cuales. clima. y mejorando lo que el monocultivo empeora. Otra definición de “compost” incluye la participación del hombre en el proceso y así hablamos de “compost” y “compostaje” . Aquí es importante recalcar que en este proceso se debe echar mano a los materiales de desecho propios de la finca. refiriéndonos al proceso mediante el cual nosotros transformamos los desechos orgánicos en una substancia formadora del suelo en la finca. Aire y agua son parte esencial. los desechos. se bordea el peligro de una sobredosis tóxica. No es exagerado decir que el “compostaje” y el adecuado uso del “compost”. de alguna manera. Tal vez es una buena medida de la respuesta (en el sentido de la acción-reacción) del suelo a las acciones a que lo someten plantas. En la naturaleza. Una sencilla prueba. de su procedimiento de incorporación. pues nos informa la tasa de deterioro y entropía del suelo. la energía que anteriormente hemos utilizado para cultivar nuestras plantas.del ecosistema del suelo. Probablemente este aspecto es uno de los más afectados por la continua interacción de eventos internos y externos que tienen como origen o destino ésta compleja matriz que llamamos suelo. así como el mantenimiento de buenas poblaciones de microorganismos los cuales. del tipo de cultivo. tanto animales como vegetales. macro y microorganismos. nos indicará cual puede ser la dosis más apropiada o. como resultado de su interacción. al menos. entre otros. bajo las condiciones específicas de cada operación. se pueden medir por la variación de la temperatura y del pH de la pila de “compost”. En términos generales. del material y calidad del “compostaje” utilizado. Hunt et al. constituyen la mejor y más económica alternativa para reducir los drásticos efectos de la entropía en el suelo. tanto por debajo como por encima. junto con el contenido de nutrimentos y las propiedades físicas del suelo. los cuales se pueden complementar con otros de fácil y poco costosa consecución. por el contrario. químico y biológico”. Cuando advertimos uso adecuado del “compost”. Dado lo relevante del papel de la materia orgánica en la productividad podríamos concluir que. De gran interés es la reacción del suelo o pH.

de la concentración de sales. para suelos minerales. más que preocuparnos específicamente por obtener un pH dado.5 en donde. y de la profundidad a la cual es tomada la muestra. Por todo lo anterior podemos concluir que.0 a 5. Los fertilizantes sintéticos y las enmiendas. el pH entre partículas de suelo puede cambiar considerablemente.O. No existe. Willis (1985). Lo importante.0. a escala microscópica. un pH de 6. menciona que el pH del suelo está siempre cambiando. entonces.: materia orgánica. mientras que en solución de cultivo nunca ha sido encontrada por debajo de 6 (Paul y Clark. Otra cosa es que ignoremos cuál es la reacción esperada cuando tomamos una decisión de fertilización. a través de la preparación.(nitrificación) es una de las reacciones del suelo más sensibles al pH (Paul y Clark.parental.0 son más peligrosos que uno por debajo de 5.8. Adicionalmente.O. es el pH inmediato a la raíz. Por otra parte. las raíces mismas cambian constantemente el pH en su inmediata vecindad. dependiendo del pH (Figura 4). y Nitrobacter (Gershuny y Smillie.) se comportan de manera diferente a los suelos orgánicos (más de 20% de M. del contenido de CO2 . en donde tiene lugar la descomposición de materiales ricos en nitrógeno. por decir algo. la transformación de NH4+ a NO3. por ejemplo. al afectar el contenido de CO2 y el de bicarbonatos. temperaturas entre 70 y 100 °F. 1989).O. el riego. Hemos visto cómo la cantidad y calidad del agua afectan también el pH. Por ejemplo. los fertilizantes y las enmiendas. calcio intercambiable.0 a 7. 1985). el cual puede fluctuar rápidamente y ser muy diferente al tomado en muestras de suelos. 1986). para suelos orgánicos éste rango es 5. Vale la pena considerar aquí ciertos aspectos sobre los cuales su medida arroja significativas luces. y el hombre. Además debemos saber que los suelos minerales (menos de 5% de M. por tanto.). La ocurrencia en el suelo de microescenarios. Rhizobia. en cuanto a su disponibilidad de nutrimentos. Su lectura es un indicador de la dinámica de los procesos que ocurren en él. es apropiado para organismos tales como Azotobacter. Además de aire. 1989). explicaría el porqué la nitrificación en un bosque puede ocurrir a valores de pH por debajo de 4 (medidos con el sistema tradicional pasta— suelo).0. del tipo de iones presentes. 210 . El pH es un importante criterio para predecir la capacidad del suelo como soporte a las reacciones microbiales. ya que normalmente estos suelos tienen contenidos bajos en aluminio y manganeso que no alcanzan proporciones tóxicas (Jones. otra manera de M. frecuentemente en un factor de 200 a 400% durante una misma estación de crecimiento. agregando que puede variar dependiendo del contenido de humedad del suelo. entre la superficie de la raíz y unos pocos milímetros aparte. éste se va configurando automáticamente de acuerdo a las acciones a las que es sometido el suelo. pH mayores de 6. es bien sabido. de la actividad de los organismos en éste. también afectan el pH acidificando o alcalinizando el suelo. La máxima disponibilidad de elementos esenciales ocurre en un rango de pH de 6.

entre otros.0 6.0 ÁCIDO 6. Variación del pH óptimo en suelos orgánicos y en suelos minerales.0 8.0 NEUTRO Nitrógeno Fósforo Potasio Azufre Calcio Suelos orgánicos Magnesio Hierro Manganeso Boro Cobre Zinc Molibdeno pH 4.0 Nitrógeno Fósforo Potasio Azufre Suelos minerales Calcio Magnesio Hierro Manganeso Boro Cobre y Zinc Molibdeno FIGURA 4. 211 . saberlo que estudiar cuidadosamente las características de los productos naturales o artificiales que incorporamos al suelo y conocer qué tanto afectan el riego y la preparación de éste su comportamiento. Al igual que el pH.0 5. Tomado de Donahue et al.0 ALCALINO 9. la calidad del agua y las prácticas de fertilización. Tan importante como el pH es la medida de la conductividad eléctrica del suelo (CE).0 7. (1971).5 9.pH 4. ella es la resultante de muchos factores y describe el comportamiento de las sales en función de la variación de otros factores como el riego.

en orden de importancia.Las sales solubles son todos aquellos componentes orgánicos e inorgánicos presentes en la solución del sustrato que pueden conducir una corriente eléctrica. zinc. los aniones: cloruro.0 me/cm3. el rango óptimo está entre 0.5-3. los de porcentaje máximo de humedad entre 20% y 30% (con base en el volumen). cómo la planta está absorbiendo los nutrimentos o. molibdeno y cloro. minerales del suelo en solución. azufre. hidrógeno. y el porcentaje de espacio poroso drenable entre 5 y 10. medidos como el valor en mmhos/cm a 25 °C que pueden reducir su productividad en un 10%: a) Crisantemos (dependiendo de la variedad): 2. capacidad de intercambio catiónico (CIC). Según sus cantidades relativas en la planta pueden ser clasificados como macronutrimentos (requeridos en mayor cantidad) y micronutrimentos (requeridos en menor cantidad). fósforo. c) Rosas: 3. Ellos son carbono. Cada cultivo presenta una tolerancia distinta a la acumulación de sales pero. 1977). y los cationes: sodio. sulfato. En cuanto a la CIC.0. están entre 0.0. El monitoreo constante de esta característica de los suelos nos ayuda a descubrir. es decir. 1977). boro. por las necesidades de la planta y por la influencia de las prácticas de fertilización. Estos tres elementos son obtenidos del aire y el agua. potasio. Cualquier deficiencia. 212 . magnesio y potasio (Garavito. contenido máximo de humedad. el monitoreo del cambio de las principales variables del suelo es lo único que nos permite seguir armónicamente el constante fluir de las leyes y modelos que rigen la naturaleza y que afectan sin excepción nuestros negocios. en general. oxígeno.75 g/cc. y porcentaje de espacio poroso drenable que determinan. Existen otros factores como la densidad aparente.0. y compuestos que resultan de la descomposición microbiana de la materia orgánica (Mastalerz. cobre.0-6. calcio. para cultivos ornamentales. o desbalance entre ellos. bicarbonato. afectará drásticamente el crecimiento de las plantas debido a su condición de esenciales. carbonato y nitrato. en buena medida. Entre las sales inorgánicas más comunes encontramos. además del status de sales presentes en el suelo. Joiner et al (1983) mencionan que los rangos deseables de densidad aparente. Con base en el peso seco. sus residuos. De nuevo.1 y 1. ni el crecimiento vegetativo ni el reproductivo se pueden realizar normalmente. se aceptan los siguientes valores. calcio.5 (Western Fertilizer Handbook. nitrógeno. 1974). humedad y aire. por variables climáticas. que no pueden ser reemplazados por otros. magnesio. por el contrario. hierro. Ellos incluyen fertilizantes que hayan sido aplicados al medio de crecimiento para nutrir las plantas. el carbono junto con el hidrógeno y el oxígeno constituyen cerca del 90% del contenido elemental de los tejidos de los cultivos ornamentales. y que sin su presencia. el resto de los elementos esenciales son proporcionados por el suelo (Mastalerz. 1990). como normales para cultivos ornamentales. b) Claveles: 1. cómo se acumulan por efecto del estado de humedad del suelo.15 . manganeso. el comportamiento del sustrato en cuanto a disponibilidad y capacidad de retención de nutrimentos. 4.2 Los nutrimentos Existen 16 elementos considerados esenciales para las plantas.

mientras que el ión amonio tiene un efecto inhibitorio (Barker y Mills. El nitrógeno participa con el 1 al 4% del peso seco en cultivos de flores que crecen bajo invernadero (Mastalerz. ni uno cuyo manejo sea tan crítico para los cultivos de flores. explican cómo la proporción y forma de nitrógeno utilizado está altamente controlada por factores internos y externos. y cuando el amonio más que el nitrato es la forma dominante presente en un medio ácido. el tipo y calidad de crecimiento y floración. tasa entre nitrógeno nítrico y amoniacal.a NH4+ afecta la nutrición del hierro. No sólo por su indiscutible importancia en la fisiología vegetal. 1983). Veamos lo que dice la literatura. 1980). sino por sus implicaciones en aspectos de productividad. 1983). 1980). Entre los externos. y que la absorción de nitrógeno en sus formas amoniacal y nítrica está afectada por el suministro de carbohidratos (fotosíntesis) y la edad de la planta (Barker y Mills. por tanto. influyen sobre la absorción y utilización del nitrógeno por las plantas. independientemente de la forma en que haya sido suministrado. Las plantas absorben N como NO3. ya sea en estados orgánicos (naturales) o fertilizantes inorgánicos (sales). temperatura.(nitrógeno nítrico) y NH4+ (nitrógeno amoniacal) independientemente de la forma de nitrógeno suministrado. ni por lo relevante de sus funciones. las plantas absorben nitrógeno en forma amoniacal y nítrica. De acuerdo con Joiner et al (1983). Por otra parte. la resistencia al frío. Los últimos autores citados. 1977). el efecto del dióxido carbónico en la absorción de nitratos es más significante con altas intensidades de luz que con bajas (Barker y Mills. Por otra parte. y presencia de un anión o catión particular. humedad. excepto el potasio. es requerido por las plantas en concentraciones más altas que cualquier otro elemento. Los mismos autores dicen que la cantidad relativa de nitrógeno a carbohidratos en la planta refleja la proporción entre proteína y carbohidratos almacenados y. disponibilidad de nitrógeno molecular. luz. tales como el patrón dual o multifásico de toma de iones por especies particulares de plantas. Lo anterior conduce a preguntarnos si nuestros criterios de manejo corresponden a esta realidad. tasa de absorción de otros aniones y cationes. No obstante. pH. la forma de nitrógeno. síntesis de proteínas. calidad e impacto ambiental. capacidad de la nitrato reductasa y edad fisiológica de la planta afectan el índice de absorción y asimilación de nitrógeno en cultivos hortícolas. Se sabe que las plantas bien suplidas con carbohidratos son más aptas para utilizar ambas formas de nitrógeno que plantas deficientes en carbohidratos.(Joiner. Por ejemplo.Nitrógeno (N) Tal vez no haya un elemento tan estudiado ni tan popular como éste. son bien conocidos los efectos que producen en las plantas un exceso de fertilización amoniacal. concentración. la calidad de la flores y la fisiología en postcosecha (Joiner et al. La toma de P se deprime cuando se incrementan los niveles de NO3. Barker y Mills (1980) reportan que su efecto tóxico ocurre cuando el ión amonio permanece en la raíz en grandes concentraciones. al incrementar el suministro de calcio y potasio generalmente se acelera la tasa de absorción de nitrato. Factores internos. 213 . 1980). Por otra parte. la proporción de NO3.

más que cualquier otro elemento (Barber. tipo de suelo. relativamente fácil. como posiblemente la interferencia en la toma y disponibilidad fisiológica de magnesio y calcio (Marschner. secciones de hojas se tornan directamente del verde viviente al café necrótico (Joiner. N2. pueden explicar comportamientos de las plantas frente a las múltiples acciones a que son sometidas y sobre las que ellas ejercen también su correspondiente acción (reacción). Está reportado como activador primario de por lo menos 46 enzimas individuales (Joiner et al. 1983). Por consiguiente. Para compensar éstas pérdidas. del entendimiento de su dinámica en el suelo. oportunidad. de su dosificación. Las plantas que reciben un suministro inadecuado de potasio son más susceptibles al daño por helada. 1986). sistema de aplicación. disponibilidad y toma de nutrimentos. Controla el sistema enzimático que determina la tasa de fotosíntesis y de respiración. Pérdidas de N2O. La toma de nitrógeno puede exceder a la de potasio en algunos cultivos (Barber. La cantidad de potasio (con base en peso) absorbida por los cultivos es más grande que la de cualquier otro nutrimento mineral. el metabolismo de los carbohidratos. cuando el suministro de K es abundante ocurre con frecuencia un consumo excesivo (consumo de lujo) que requiere atención. El potasio requerido para un óptimo crecimiento está aproximadamente entre el 2 y el 5% del peso seco (Marschner. 1984). 214 . No obstante. Potasio (K) De su importancia dan cuenta los siguientes hechos. Frecuentemente no hay clorosis asociada a su deficiencia. 1984). El uso intensivo de irrigación en la industria hortícola incrementa el potencial de lavado del nitrógeno. 1986). del estudio de las fuentes de fertilizantes nitrogenados. y patrones como la acción-reacción. Este uso excesivo de fertilizantes nitrogenados puede resultar en condiciones indeseables tales como acumulación de nitratos en los tejidos de las plantas y contaminación de las aguas subterráneas por la vía del lavado de éstos. ya que. productividad e impacto ambiental. los agricultores frecuentemente adicionan nitrógeno en grandes cantidades para mantenerlo en proporciones adecuadas en la rizosfera. cuya importancia es crucial en floricultura. También se sabe que al incrementar el suministro de K a la raíz se incrementa. pérdidas gaseosas de nitrógeno como N2O han sido reconocidas como un factor potencial en el deterioro de la capa de ozono de la atmósfera.Los mismos autores opinan que las formas nítricas son altamente móviles y no son adsorbidas por los coloides del suelo. y translocación de ácidos orgánicos y de nitrógeno no proteínico. y otros óxidos de nitrógeno están reconocidas como los mayores contribuyentes a la poca efectividad en la utilización del nitrógeno. Cuando el suministro de agua es limitado. El potasio se afecta por deficiencia de aire y por carencia de agua. dependerán factores de calidad. 1983). 1986). el contenido de potasio de otros órganos. ya que afecta tanto la composición de la planta. Esto refuerza lo ya planteado en el sentido de considerar el sistema planta-suelo-agua-clima-hombre como uno único. en donde relaciones del tipo fuentevertedero. clima. la pérdida de turgor y la marchitez son típicos síntomas de deficiencia de potasio (Marschner. condición de las plantas. Más recientemente.

fosfatos de amonio y potasio). en el cual los microorganismos del suelo juegan un papel mayor. la popularización. En cuanto a las fuentes inorgánicas disponibles (sulfato. Independientemente de las fuentes usadas (superfosfatos. Realmente el K juega un papel de singular importancia en la calidad de las flores y. por eso. Los residuos de cosecha. Aquí nuevamente aparece la materia orgánica como agente activador de la nutrición. postcosecha (Joiner. son ricos en K. Su reciclaje podría constituirse en fuente alternativa. incrementos en la solubilidad de fosfatos insolubles de Ca. la calidad. dentro de la industria ornamental. De una manera muy general se puede decir que excesos de N sobre K pueden ser negativos para la calidad. 1984). Azufre (S) Aunque su deficiencia era rara vez un problema. sino por su efecto sinérgico sobre los microorganismos. altos niveles de fosfato deprimen la tasa de absorción de zinc (al tratar de corregir su deficiencia no resulta difícil encontrar situaciones de concentraciones excesivas que puedan permitir esta interacción). cloruro y nitrato) todas son muy solubles y. por tanto. por tanto. Se sabe también que. el P llega a ser relativamente insoluble y. particularmente NH4+. hay que recordar que también existe un importante ciclo activo de mineralización e inmovilización del P. Fe y Al (Stevenson. debido a su presencia en muchos fertilizantes.Además. por otra parte. Fósforo (P) El fósforo es un importante macroelemento que es requerido por las plantas en una cantidad que corresponde aproximadamente al 10% de la del N y K (Joiner et al. la proporción de N a K afecta la resistencia al frío. No obstante su relativa insolubilidad y poca disponibilidad en ciertos suelos. adicionando nitrógeno. poco susceptible de ser lixiviado. En los suelos destinados a la floricultura en Colombia este elemento es con frecuencia deficiente. susceptibles a la lixiviación (Joiner. Dejarle la química a la naturaleza se valida plenamente en estas circunstancias. al suministrarlos directamente y al estimular su población y variedad en el suelo. Su principal función está asociada con la transformación de la energía dentro de las células (Mastalerz. puede incrementarse su absorción y éste efecto puede ser debido a un decrecimiento del pH de la rizosfera (Barber. en estudios hechos en laboratorio y bajo invernadero. dada su limitada participación en los órganos reproductivos. Sobre su dinámica se conocen interesantes aspectos que deben ser tenidos en cuenta. 1977). Adiciones de materia orgánica en descomposición han mostrado. 1997). ácido fosfórico. 1986). Por ejemplo. de los fertilizantes líquidos 215 . su contenido y relación con otros elementos es de gran importancia. 1983). 1983). dada su complicada movilización (Durán.La pregunta clave sería: ¿cuáles hortalizasrelaciode Guía general para la fertilización NUTRIMON de algunas son éstas en Colombia* nes? Infortunadamente no hay una respuesta simple o válida para todos los cultivos en todos los estadios. productividad y TABLA fisiología11. 1983). no sólo por su aporte de elementos nutritivos. lo cual determina que sea un elemento clave en los programas de fertilización.

1984). está en un rango entre el 0. 1983). Un exceso de K deprime la toma de Ca. Joiner et al (1983) reportan que el contenido de calcio en el tejido foliar que está creciendo en forma sana y vigorosa.8% del peso seco. cuyo mantenimiento resulta clave para preservar las correctas proporciones de asimilación de cada uno de ellos por la planta. Calcio (Ca) Llamado a veces el rey de los cationes. ya que si el 216 . Mastalerz (1977) afirma que el azufre. Por lo tanto. Aquí los peligros de la repetición florecen en su mejor terreno: la inercia. generalmente. Un exceso de K deprime la absorción de Mg (Barber. Por otra parte. Aunque no es tan susceptible a la lixiviación como los nitratos. por los hongos fitopatógenos.5 al 1. por ser soluble en la mayoría de sus formas. en donde la utilización simultánea de calcio (usualmente nitrato de calcio) y sulfatos está prohibida por el riesgo que acarrean de taponamiento de goteros.5% del peso seco. Un exceso de Ca reduce la toma de Mg. su deficiencia ocurre principalmente en los tejidos jóvenes (meristemáticos). la presencia de Ca en el medio incrementa la toma de otros iones (Barber. y que su deficiencia implica falla en la síntesis de proteínas y acumulación de aminoácidos libres. puede ser lavado del medio de cultivo (Joiner et al. particularmente oxalatos (Joiner et al. Esto ocurre principalmente en Colombia cuando se dan dos circunstancias simultáneas: operaciones de cultivos perennes poco prácticos de ser fertilizados manualmente. para asegurar un rápido crecimiento del cultivo.y puros que no contienen éste elemento. La repetición de una buena acción (evitar que se tapone el sistema de riego) y la dificultad de realizar una acción necesaria (fertilizar manualmente).1 y el 0. Junto con el potasio y el magnesio conforma un estado de equilibrio. pueden conducir con el tiempo a la deficiencia de un elemento clave para la planta: el azufre. especialmente microelementos y ácidos orgánicos. cuyo bajo peso molecular los hace difundir fuera del citoplasma y hacia la superficie de la hoja en forma de exudados en donde son muy apetecidos. cuyo sistema de riego es el goteo. 1983). Estas consideraciones se deben tener muy en cuenta cuando fertilizamos para corregir su deficiencia. El Ca se mueve hacia arriba en tallos y raíz y no hacia la punta de la raíz. 1986). Por otra parte. como este elemento no se transloca fácilmente dentro de la planta. entre más herbácea la planta menos Ca es requerido. está en un rango del 0. por ejemplo. 1984). este importante elemento juega un papel preponderante como constituyente de las membranas celulares. ha despejado el camino para que en algunas operaciones éste elemento llegue a ser considerado deficiente (Joiner et al. cuya cantidad encontrada en las plantas es similar a la del fósforo. y esto significa que el Ca de la solución del suelo debe suplir a la raíz constantemente para lograr un adecuado desarrollo (Miller et al. lo que lo hace muy importante en la resistencia a las plagas y enfermedades y en la calidad de las plantas. Por otra parte. Como el calcio es inmóvil en el suelo debe ser incorporado de manera uniforme en la zona de influencia de las raíces. 1983). la punta de la raíz debe ser provista continuamente con calcio. Las raíces tienden a crecer donde hay calcio (Barber. 1984). La mayor proporción de Ca se usa a nivel de la planta para detoxificar otros elementos.

Hierro (Fe) El hierro es el más abundante de los elementos menores encontrado en suelo y plantas. y el pH. Por otra parte. variando al mismo tiempo la disponibilidad de un determinado nutrimento.5% de magnesio. una práctica de riego por ejemplo. 1984).05 a 1. dependiendo de la primera acción en la cadena. dispara cambios en el crecimiento de los órganos de la planta lo cual genera un nuevo escenario para la toma de elementos. Joiner. no obstante lo anterior. Así queda una vez más demostrado cómo. Su contenido en plantas está en un rango entre 20 a 1.500 ppm. 1986). dependiendo de su intensidad y cantidad. lo cual conduce a un incremento de la relación vástago/raíz. el nitrato de calcio y el yeso. su deficiencia acarrea el incremento del N no proteínico (Marschner. su deficiencia se observa frecuentemente (el más común de los microelementos deficiente en cultivos ornamentales. especialmente bajo regímenes intensos de riego (Joiner et al. en concentraciones del 1 al 2%”. que a su vez. 1977). Magnesio (Mg) Las plantas contienen 0. puede cambiar la concentración de elementos del suelo. o condiciones que dañen la raíz o limiten la absorción del hierro. 1983). Sobre su comportamiento 217 . especialmente relacionadas con el aporte de otros nutrimentos. favorable o desfavorable. puede ser aplicado tanto al suelo como al follaje. o se aplica foliarmente con intervalos muy largos — especialmente cuando la planta crece aceleradamente en condiciones de temperaturas elevadas —. y la pérdida de nutrimentos del medio de cultivo.Ca se aplica fuera del alcance de las raíces. se pierden los beneficios de su aplicación. Las plantas desarrollan deficiencia de hierro cuando existe aireación pobre. Entre las fuentes más importantes están la cal y la dolomita. Disponible en varias fuentes (nitrato. Este elemento es el átomo central de la molécula de clorofila y por tanto es indispensable en las plantas verdes. Nuevamente podemos comprobar que los modelos de relaciones de las plantas con su medio y con las prácticas de cultivo. el amonio deprime la toma de magnesio en el mismo grado que el potasio (Barber. Está envuelto en la acción de los sistemas enzimáticos. la presencia de otros cationes en el suelo. cada una de ellas tiene ciertas funciones que las hacen más o menos elegibles según las circunstancias. sulfato. presencia de sales altamente solubles. la proporcionalidad del crecimiento de sus órganos (menor crecimiento de la raíz). “una de las ventajas que presenta este elemento es que puede aplicarse a la mayoría de las plantas vía foliar. Según Durán. 1983). 1997. Además de aportar Ca. particularmente aquellos que conciernen con el metabolismo del fósforo y la síntesis de proteína (Mastalerz. Aparte de la interferencia que ejerce el potasio en su absorción. alto pH. el Mg es fácilmente lixiviado del suelo. dolomita). El crecimiento de la raíz es afectado por la deficiencia de magnesio en mayor grado que la parte aérea. Debido a su función en la síntesis de proteínas. influyen sobre aspectos tales como la mayor susceptibilidad a enfermedades (acumulaciones de N no proteínico). no se aplica uniformemente.

000 ppm. sin otros agentes diferentes que los microorganismos. está presente en un cierto número de enzimas respiratorias. La clorosis por exceso de agua es una expresión de la deficiencia de hierro. Así que no es fácil establecer por medio de análisis de tejidos su deficiencia metabólica. cuya manifestación en las hojas más jóvenes confirma su disfunción. como también por las transformaciones llevadas a cabo por los microorganismos. También es conocido que en suelos aireados la solubilidad del hierro es gobernada. un factor de considerable importancia en suelos deficientes”. aunque presente. 1986). a condiciones de baja aireación por exceso de agua en la zona radical. Manganeso (Mn) Las concentraciones en tejido foliar van desde las 20 a las 10. por su efecto en la inhibición del crecimiento de la raíz (lugar de síntesis de las citoquininas) mediante mecanismos que involucran. de los microorganismos y de los exudados de la raíz (Marschner. 1977). y contenido de clorofila declinan rápidamente. Las sustancias quelantes son derivadas de la materia orgánica del suelo. Nuevamente se resalta el papel modulador y regulador de la materia orgánica quien. El manejo de este importante elemento es difícil porque pareciendo estar no está. Por otra parte. además de que ellas lo absorben en proporción directa a la cantidad que se encuentra disponible en el sustrato — de allí el riesgo de fitotoxicidad — (Mastalerz. afecta la disponibilidad de hierro.en la planta. la tasa en que las citoquininas son exportadas hacia el tallo desde la raíz. Y añade. sino por la formación de quelatos de hierro. se encarga de procesar y arreglar por sí misma muchas situaciones. de manera automática. por ejemplo. ya se planteó que la calidad del agua. Su contenido en plantas varía más que el de cualquier otro elemento. Stevenson (1986) concluye que “la disponibilidad de micronutrimentos para las plantas está afectada por la formación de precipitados insolubles. su deficiencia ocurre en las hojas más jóvenes y en el tejido meristemático. mientras que la tasa de transpiración y respiración permanecen sin afectarse. la producción de materia seca. no por las especies inorgánicas del hierro. Por debajo del nivel crítico. entre otros. El retorno de los residuos de las plantas al suelo conduce al reciclaje de microelementos. especialmente en suelos deficientes en hierro”. b) Como catalizador en la producción de clorofila. puede ser inmovilizado en el interior de las células llegando a ser metabólicamente inactivo. cuya solución requeriría de una compleja ingeniería sin su intervención. incrementan la disponibilidad de microelementos para las plantas. 1986). Las citoquininas son necesarias para la síntesis de proteínas y desarrollo de los cloroplastos (Marschner. c) Como es relativamente inmóvil. fotosíntesis neta. a nivel intracelular. 1986). particularmente aquella rica en bicarbonatos. El Fe. 218 . que sin duda ocurre cuando la planta es sometida. Las plantas deficientes en Mn son más susceptibles al daño por bajas temperaturas (Marschner. “compuestos bioquímicos producidos por microorganismos. este autor establece: a) Contenidos altos de Fe pueden presentarse en el follaje y aún así existir síntomas de deficiencia.

varía ampliamente dentro de una misma especie para diferentes variedades (Marschner. En la Sabana de Bogotá es frecuente encontrar contenidos bajos de Mn. Con frecuencia la diferencia entre su nivel de deficiencia y toxicidad es bastante estrecha.O. precipitación de exceso de cationes. es el único microelemento que se lixivia del suelo (Joiner et al. y destrucción de la respuesta geotrópica de la planta. 1986). La pasteurización del medio con vapor (especialmente si es rico en M. lo que hace difícil su manejo. Zinc (Zn) Su papel más prominente envuelve la producción de triptófano. Estas enzimas controlan procesos tales como la síntesis de ácidos grasos (Joiner et al. 1983). Es inmóvil en el tejido vegetal y. Juega un importante papel en los procesos de florescencia y formación del fruto. metabolismo del N. al suelo o a las hojas (Marschner. cuyo rango. el precursor de las auxinas (hormonas que intervienen en varios procesos como formación de raíces y dominancia apical). Un crecimiento normal ocurre a niveles de B entre 20 y 100 ppm (Mastalerz. regulación de otros elementos. Su rango de concentración está entre 2 a 200 ppm (Mastalerz. tales como hierro. su deficiencia se presenta en tejido joven.Su principal papel en las plantas es como activador enzimático en las reacciones de óxidoreducción. translocación de azúcares. no obstante. Cuando el potencial de agua del suelo es bajo. calcio y magnesio. Plantas deficientes en Zn son también deficientes en auxinas. 1977). Su importancia en los procesos de formación de flores y en la constitución de la membrana celular lo hacen crítico en aspectos de calidad y resistencia a las enfermedades. formando roseta en las hojas terminales. 1977). división celular. 1983). y su potencial para crear toxicidades. germinación de polen. 219 . Es importante tener en cuenta su papel como inductor de deficiencias de otros elementos. por tanto. Marschner (1986) reporta también que la deficiencia está confinada en plantas que crecen en suelos tropicales altamente lixiviados o con alto pH y alto contenido de materia orgánica. Por fortuna. 1983). 1986). tallos y hojas quebradizos. metabolismo de los carbohidratos. 1977). Suelos altos en materia orgánica fijan grandes cantidades de Zn (Joiner et al. Varias enzimas son activadas también por el zinc. en comparación con otros microelementos. lo cual permite corregir excesos mediante lavados fuertes. la deficiencia de dicho elemento se corrige rápidamente con aplicaciones de sulfato de manganeso. además de ser constituyente de la membrana celular (Joiner et al. movimiento hormonal y acción en el metabolismo de sustancias pécticas.) puede liberar cantidades tóxicas de Mn (Mastalerz. La deficiencia está caracterizada por entrenudos cortos. absorción activa de sales. el suministro de boro se deprime en mayor medida que el de cualquier otro microelemento (Marschner. No obstante. 1986). Boro (B) Su concentración en plantas está en un rango de 3 a 350 ppm. 1983).

Un rango suficiente. volviéndolos deficientes o tóxicos según el caso. níquel. Existen varios que merecen atención en función de su potencial tóxico.000 ppm (rango de los macroelementos). flúor. por ésta razón. litio. cadmio. pero con frecuencia un encalado es suficiente para corregirla. la cual está envuelta en los pasos iniciales de la reducción de nitrato a nitrito. En general resulta indispensable equilibrar las aplicaciones de microelementos ya que son dependientes de un sinnúmero de factores que afectan su disponibilidad.15 y 1. en las operaciones de flores. que lo hace aparecer en los límites altos de su rango normal. Molibdeno (Mo) Sobre este elemento Joiner et al (1983) reporta lo siguiente: es parte de la enzima nitrato reductasa. la cual es necesaria para la fijación biológica de nitrógeno atmosférico. el yodo y el vanadio. el cobre inhibe la absorción de Zn.Este elemento presenta una particularidad y es la de que. 1986). pero el cloro requerido para un óptimo crecimiento está sólo entre las 340 y las 1. excesos conducen a la toxicidad en plantas sensibles a este elemento (Marschner. Por otro lado. En estos casos hay que vigilar su posible exceso. Cloro (Cl) Marschner define el cloro como un extraño nutrimento mineral. y 220 . 1983). además de ser aportado a través de fungicidas que lo contienen. y de la enzima nitrogenasa. Traynor (1980) cita al alumino. La evidencia indica que las plantas lo usan en forma de Cl-. cromo. la aparición de hojas angostas es síntoma de su deficiencia y. Entre ellos particularmente el silicio tiene gran importancia en la resistencia a las enfermedades en algunas plantas. cuya red de tubería de conducción de productos químicos es galvanizada.200 ppm (rango de los microelementos). No sobra indicar que estos mismos elementos.000 y las 20. También se mencionan el níquel. ya que su concentración en las plantas está entre las 2. Cabe recordar que es el segundo elemento más abundante en la corteza terrestre. en procesos relacionados con compensación de carga y osmoregulación. a nivel de tejidos. se manifiesta en las hojas jóvenes. dependiendo de su concentración. vale la pena mencionarlos: los principales y más estudiados son sodio (Na). El cloro es ubicuo en la naturaleza y las plantas lo toman fácilmente. pueden ser potencialmente tóxicos. su presencia puede estimular el crecimiento o proveer resistencia a las enfermedades en ciertas circunstancias y. silicio (Si) y cobalto (Co). Concentraciones altas de bicarbonato inhiben la toma y translocación del Zn en la planta (Marschner. el alumino. En plantas de hoja ancha. Su deficiencia ocurre en suelos ácidos. El molibdato de amonio o de sodio constituyen la fuente más común en los programas de fertilización (Joiner et al. Otros elementos benéficos Aunque su esencialidad no está comprobada en todas las plantas. como es inmóvil. el selenio.0 ppm. Así como su deficiencia es rara. lo mismo que el amonio. existe un continuo suministro del elemento. También se transloca con facilidad. 1986). está entre 0.

la descomposición de los residuos vegetales y animales ocurrida en la superficie del suelo. especialmente cuando el CO2 se torna en elemento limitante. ya que éstos se deben asperjar cuando la planta tiene los estomas abiertos. En la práctica. y son de especial cuidado en cultivos ornamentales en nuestro medio. a su vez. específicamente en la vecindad de su potencial sistema radical. Para otros se fertiliza el suelo. El enriquecimiento de la atmósfera circundante del follaje con CO2. 1985). Particularmente el flúor y el litio. este sería un factor limitante (Porter y Grodzinski. éste nutra a la planta. Colocar los elementos al alcance de la planta. Puesto que el carbono constituye el 45% del peso seco de la planta (un elemento verdaderamente mayor junto con el oxígeno — 43% — y el hidrógeno — 6% —) su provisión artificial o forzada o estimulada en el caso de la actividad respiratoria del suelo. en no pocas oportunidades. usualmente temprano en la mañana (Traynor. las plantas no solamente adquieren nutrimentos sino además CO2. si es aplicada apropiadamente. permite que los elementos obtenidos en este proceso sean puestos a disposición tanto de la planta como de los demás habitantes del suelo. para lograr este propósito. tanto de macroelementos como de microelementos y. La oportunidad de las aplicaciones foliares puede ser crítica.selenio como causantes potenciales de problemas. en donde los microorganismos juegan un papel muy importante. es con frecuencia la manera más práctica de suministrar elementos menores (Hsu. junto con el hierro. el N2 puede ser difundido desde la atmósfera al suelo. Pero el más común de los sistemas es la fertilización edáfica que incluye la distribución 221 . se pueden encontrar en concentraciones altas en aguas de pozo profundo. Para algunos autores se fertiliza la planta. En realidad la naturaleza combina varias vías. es capaz de sobrellevar las necesidades nutricionales de las plantas durante períodos relativamente largos. sirve para aliviar los gradientes desfavorables de CO2 entre la hoja y su ambiente cuando. 1986). La vía foliar es un sistema reconocido que posibilita la toma de elementos nutritivos por las hojas y. Este enriquecimiento dentro de un invernadero para mantener ambas. dependiendo del momento óptimo durante el ciclo de crecimiento en donde los nutrimentos pueden ser mejor aprovechados y del tiempo óptimo durante el día. En la naturaleza. La planta admite dos vías importantes para lograr la obtención de nutrimentos: la foliar y la radical. En Colombia este aspecto no ha sido explotado aún y permanece como un importante campo inexplorado de estudio y desarrollo. gaseosa. Por esta vía. y allí. puede considerarse como un tipo de fertilización adicional. es muy importante considerar ahora la forma como ellos pueden llegar a la planta. la fertilización foliar es especialmente útil para corregir deficiencias nutricionales. de otra manera. a través de ciertos agentes. Por otra parte. la concentración normal de CO2 (330 ppm) o concentraciones más altas. es un procedimiento rutinario en invernaderos climatizados para tal efecto. resulta obvio. una vez procesado por los microorganismos del suelo. Pero también es posible alimentar el suelo para que. Probablemente se trata de una combinación. Repasado el estudio de cada uno de los nutrimentos esenciales. 1980). ser entregado en forma disponible a la planta.

evita pérdidas por lixiviación. los cuales repercuten profundamente en el bienestar de la planta. hay dos normas generales que deben seguirse. la utilización eficaz del recurso suelo. Junto con la preparación del suelo. que no es arriesgado afirmar que la irrigación es la columna vertebral del proceso productivo en flores y de la agricultura en general. Según este mismo autor. Barber (1984) afirma que el agua en el suelo es importante como: a) Un medio para la difusión de solutos. Como conclusión podemos anticipar que la combinación de estos sistemas nos posibilita una entrega ágil. fijación e inmovilización. ligan las fases en forma bidireccional y específica. tal vez no existe otra práctica de manejo que más afecte. solución (formada por el componente líquido del suelo). Los excesos producen consecuencias graves en la aireación de éste. Su defecto acarrea problemas no menos serios. 1984). para concluir que habrá suficiencia o deficiencia nutricional según se presenten estas condiciones: Suficiencia: (solubilización + mineralización) > (fijación + inmovilización + extracción por la planta + pérdidas). intercambio iónico. b) No aplicarlos con anterioridad a la siembra. Guerrero (1984) explica la dinámica nutricional del sistema suelo-planta en función de la interacción entre las fases sólida (constituida por partículas minerales y compuestos orgánicos). como lo son la dosificación y la selección de la fuente (Gómez. 222 . la calidad y el sistema de riego juegan un papel decisivo a la hora de lograr productividad y calidad. cambiable (compuesta por los coloides del suelo o “enjambre iónico”) y raíz (lugar de acumulación de nutrimentos y posterior translocación a la parte aérea) en donde los fenómenos de solubilización y mineralización. volatilización. con respecto a la colocación y época de aplicación del abono al suelo: a) Deben enterrarse. La cantidad. en lo posible. inmovilización. por otra parte.3 El agua Afecta todos los otros aspectos en un grado tal.e incorporación de nutrimentos en forma sólida o mediante el riego (fertirrigación). fijación y conversión a formas menos asimilables. denitrificación y cambios drásticos en la humedad superficial del suelo. oportuna y recursiva de elementos a la planta. expresados en pobre desarrollo y calidad. Deficiencia: (solubilización + mineralización) < (fijación + inmovilización + extracción por la planta + pérdidas). Enterrarlos evita la pérdida de los fertilizantes por causas tales cómo volatilización. tanto en el corto como en el largo plazo. Cuando se fertiliza con abonos sólidos la colocación del abono y su época de aplicación son partes tan importantes de la fertilización. como vimos durante el examen de las condiciones físicas. modelos que ilustran los procesos que tienen lugar cuando fertilizamos edáficamente. No aplicarlos con anterioridad a la siembra. Existen. según las circunstancias y condiciones específicas en que se halle. absorción y translocación de nutrimentos. 4.

1977). puede mover una rueda “Pelton” produciendo un trabajo útil. Recordemos que suelos con contenidos apropiados de materia orgánica poseen ambas características. o entre el sustrato y la planta (Mastalerz. no pocas por desgracia. logran el milagro de la alta productividad y el mantenimiento de la calidad. por otro lado. irrigamos o fertirrigamos. tomados en conjunto. 1977). tenemos un flujo de agua cuya fuerza motriz es la diferencia de energía libre entre la cima y la base de la pendiente. Por ejemplo: ¿atendemos este continuo cambio de estados para tomar decisiones de riego? ¿Nos limitamos a confeccionar programas de riego semanales que repetimos sin tener en cuenta estos sutiles — a veces no tanto — cambios en el estado de los tres componentes del sistema? Para entender un poco mejor el papel y los mecanismos mediante los cuales el agua es absorbida por la planta veamos lo que nos dice la literatura. en la medida en que la frecuencia de irrigación aumenta. f ) Medio para el movimiento de nutrimentos a través de la planta. Su dosificación exacta y oportuna. Ya vimos también cómo afecta la química. en ocasiones. Potenciales entre el sistema determinan la dirección y tasa del flujo del agua que ocurre entre la planta y la atmósfera. citado por Marstalerz). De manera similar. La producción y calidad de los cultivos ornamentales generalmente incrementa. a menos que una deficiencia de oxígeno se desarrolle en el sustrato (Mastalerz. Por tanto. Para alcanzar máxima productividad es necesario que las plantas se desarrollen en sustratos que provean tanto la máxima cantidad de oxígeno a las raíces. sin pensar en las reacciones. en el cual el flujo de agua ocurre con interdependencia de todos sus componentes. como también la máxima cantidad de agua (Hanan. nuestros cultivos de flores. Por ejemplo. que corre pendiente abajo. El agua en la base de la pendiente ha perdido su capacidad de hacer trabajo y tiene un contenido más bajo de energía libre que el agua en la cima de la pendiente. forman un sistema físicamente unificado. planta y atmósfera. con pleno potencial de transpira223 . d)Ayuda en el soporte físico de la planta. Lo anterior nos hace pensar en la manera cómo.b)Líquido regulador de la temperatura (el mejor en la naturaleza). Sustrato. Fitter y Hay (1981) traen un ejemplo que ilustra bien el mecanismo mediante el cual las plantas toman agua: el flujo del agua. por su influencia en los estados de óxido-reducción y sobre el pH del suelo. el movimiento del agua en el sistema suelo-planta-atmósfera es debido a diferencias entre el contenido de energía libre del agua (capacidad de hacer un trabajo) en diferentes partes del sistema. c) Solvente para las reacciones bioquímicas. e) Medio para suplir nutrimentos a la planta vía el flujo de masa. El mismo autor señala que el continuum planta-atmósfera-sustrato es un sistema en constante estado de flujo. en una planta bien regada. g) Fuente de hidrógeno para la fotosíntesis. 1972.

las especies y las variedades”. el flujo de masa es el mecanismo mediante el cual la mayoría de los nutrimentos ingresan a la raíz. la difusión (los elementos se mueven nuevamente desde zonas de alta concentración — la solución del suelo — hacia la zona de baja concentración — la raíz en crecimiento activo—) es un importante factor de movilidad de iones en la inmediata vecindad de la superficie de la raíz y. los más importantes. de allí. Elfving (1982). para poder tomar decisiones de riego y fertilización. 1986). En contraste con lo anterior. para completar el vasto ciclo hidrológico. densidad de siembra. no sólo a nutrimentos de difícil disponibilidad. la intercepción radical. está estrechamente relacionada no sólo con la condición del suelo sino con factores de la planta. Las plantas los pueden tomar por varios mecanismos entre ellos. entrada de nutrimentos. Profundizando algunos de estos aspectos encontramos que el flujo de masa y la difusión son mecanismos de gran importancia en la toma de elementos. Lo anterior nos coloca en la situación de saber qué está pasando. 1984). pero hace de fuente cuando la cede a la atmósfera (vertedero) una vez filtrada y completamente purificada. el flujo de masa y la difusión. la exploración de varias profundidades del suelo le puede permitir a la planta tener acceso. el clima. Por otra parte. relación entre el crecimiento de la parte aérea y la subterránea. Excepto en el caso del fósforo y del potasio. Aunque no tan importante en cantidad. siendo el mecanismo más importante para la toma de P y K (Marschner. al aire. por tanto. en respuesta a éste gradiente de energía. tanto con la planta como con el clima. de crucial importancia para la fertilización resulta el conocimiento de cómo las raíces toman los nutrimentos. cantidad y distribución de raíces. cuyo aporte puede llegar a ser significativo en el balance hídrico. son también de gran interés. el contenido de energía libre decrece progresivamente en la medida que pasa desde el suelo. 224 . citando a West et al (1970). El otro mecanismo es la intercepción del suelo generada por el crecimiento de la raíz. sino a fuentes de agua como la freática. También vemos operar aquí el modelo fuente-vertedero. a la atmósfera libre. consecuentemente. El flujo de masa es el movimiento de éstos a través del suelo hacia la raíz causado por la absorción de agua por parte de la planta. tales como el crecimiento y el área superficial de la raíz. Aspectos adicionales.ción. Barber (1984) afirma: “Nosotros debemos ser capaces de predecir la tasa de crecimiento de la raíz y su morfología en la medida en que es influenciada por el suelo. en donde la planta hace de vertedero cuando el agua fluye del suelo (fuente) hacia ella. señala que las plantas pueden extraer cantidades significantes de agua con únicamente una porción de su sistema radical. el agua fluye desde el suelo a través de la planta y. vía el xilema y la hoja. Podemos observar que éste es un nombre técnico específico del principio según el cual la energía fluye desde los lugares de alta hacia los de baja concentración. como morfología y edad de la raíz. La cantidad de nutrimentos movidos por el flujo de masa está relacionado con el agua usada y la concentración de éstos en ella (Barber.

Aquí cabe mencionar tres hipótesis que regulan la relación de crecimiento de la parte aérea y de la parte radical (Barber. 225 . difícilmente afrontaríamos los problemas que su defecto acarrea. ciclo vegetativo. sistema radical y prácticas culturales. Por tanto. En general. Ortega y Morales (1997). un balance hídrico da cuenta de todos estos aspectos. aproximadamente el 95% es perdida por transpiración y 5% o menos es usada en la planta. en la transpiración de las mismas. Como hemos visto. y en la evaporación realizada por el suelo. Si no fuera por la pérdida de agua en la transpiración. por eso podemos apostar que con raíces profundas y sanas. c) La hipótesis que postula que el crecimiento de la raíz depende del tamaño del vertedero para usar carbohidratos. Existe también la hipótesis de que éstos van primariamente al vertedero más cercano. desde el punto de vista de su calidad agronómica. con razón. la cual postula que el crecimiento de la raíz depende del exceso de carbohidratos que no pueden ser usados por la parte aérea. lo importante es entender y de alguna manera poder medir (monitorear). Por experiencia personal del autor. hojas. disponibilidad y prácticas de riego. a través de sus componentes: temperatura. en la planta y en la atmósfera. Independientemente de cúal de estos mecanismos aplique. flores. De toda el agua absorbida por las plantas. durante todo el ciclo vegetativo de los cultivos. b)La teoría del exceso de carbohidratos. 1984): a) La hipótesis competitiva que establece que el crecimiento de la raíz está largamente determinado por la carencia de carbohidratos exportados desde las hojas y el tallo. y un buen contenido de materia orgánica en el suelo. En la práctica. 1969). no se puede hablar de nutrición sin tener en cuenta el agua y su estado en el suelo. variedad. la cantidad de agua transpirada por un cultivo varía entre 2 a 4 millones de litros por hectárea (Barber. frutos. Los cultivos. semillas) dan una valiosa información que contribuye a un mejor manejo de la fertilización y el riego. con 2. y que el crecimiento de estos está determinado por el suministro de nutrimentos desde la raíz. ésta siempre cambiante relación. la comparación del crecimiento de la raíz y de los órganos aéreos (tallo. mencionan los principales factores que influyen en la evapotranspiración2: el clima. humedad relativa. En la Sabana de Bogotá es frecuente el uso de 5 a 6 millones de litros por hectárea por ciclo de cultivo (aproximadamente tres meses). 2 Cantidad de agua que es necesario suministrar a un cultivo para que sea utilizada en la construcción de los tejidos de las plantas. durante el desarrollo del cultivo. radiación solar. producciones de crisantemo obtenidas en suelos francos de la serie Tibaitatá. vientos y precipitación.5 millones de litros por hectárea por ciclo (tres meses). 1974). un simple aguacero o un sólo riego proveerían suficiente agua para las necesidades de crecimiento del cultivo durante todo su ciclo (Kramer. como el cultivo de excelentes raíces. El agua. a través de la especie.La buena agricultura ha sido algunas veces definida. son viables en cuanto a calidad y cantidad del producto obtenido.

y actuar en consecuencia. es raro disponer de un sistema de riego que mantenga una humedad favorable en el ambiente y para la planta. De acuerdo con Salter y Goode (1967). es causa segura de complicaciones a lo largo del tiempo. el cual se constituye en un deseable “buffer” contra la sequía. En cuanto a los primeros estadios. vale la pena replantear los esquemas de riego prevalentes en nuestras operaciones. Hasta aquí hemos abordado aspectos del agua relacionados con la cantidad. la calidad del agua cuenta tanto o más que aquella. La escasez de agua en este momento puede resultar en órganos florales defectuosos. Los mismos autores señalan la sensibilidad extrema de ciertos órganos florales al estrés de agua. un sistema radical capaz de soportar niveles bajos de agua. la diferenciación y la formación de órganos florales coinciden con la aparición de problemas fitosanitarios. no siempre resulta posible ya que. manteniendo al mismo tiempo una baja humedad en el suelo. está basada en la creencia general de que el reducido suministro de agua en los primeros estadios de crecimiento estimula el desarrollo de un abundante y profundo sistema radical. Regar abundantemente en la época de formación de los órganos florales. un bajo suministro de agua en los estadios tempranos de crecimiento de un cultivo anual puede influenciar la precocidad de la floración. lo cual daría margen de maniobra cuando se requiera bajar el suministro de humedad al cultivo. implica riesgos ya que no todos los estadios de crecimiento de un cultivo son igualmente tolerantes a las restricciones del líquido. reducido número de flores formadas y falla en la apertura floral. Reducir el agua. esterilidad. Con lo expuesto anteriormente parece claro que no es factible deslindar la nutrición de aspectos tan cruciales como el desarrollo de la raíz. si fuera defectuoso. entre los efectos positivos de manejar bajos suministros de humedad. Puesto que la obtención de flores es el objetivo primordial de la floricultura. a través de la reducción en el número de nudos formados antes de que la floración ocurra.Dada la importancia de este recurso finito. no obstante. o peor aún. varios investigadores han sugerido que la resistencia a la sequía puede ser conseguida manteniendo las plantas bajas de riego en los primeros estadios de crecimiento. Examinemos éste aspecto de la calidad de acuerdo con las fuentes de agua disponibles normalmente en una empresa de flores. Pues bien. resulta indispensable conocer los estados más susceptibles a las deficiencias de agua. Aspectos que están entrelazados y explicados por unos pocos modelos. Cuando hablamos de la repetición dijimos que es un modelo según el cual lo bueno debe ser repetible y conservable. lo contrario. De todas maneras es una excelente idea lograr. el clima y las características del suelo. cuya universalidad los hace prácticos de manejar. la disponibilidad de agua. Sin embargo. con frecuencia. cuyo manejo implica frecuentemente la reducción del riego para lograr disminución de la humedad relativa. Por otra parte. si no fuera tan bueno. los estadios de crecimiento. desde el comienzo del cultivo. La explicación más sencilla anotan. o no regar en los primeros estadios. su repetición podría causar estragos. pero también que. Es común irrigar con aguas superficiales prove226 . regar un suelo con agua de la mejor calidad le está garantizando largos años de vida útil y productiva pero.

o al menos dos de ellas para no depender de un sólo tipo de agua. el suelo asumirá las características del agua. además de ahorrarla — mediante un juicioso manejo del riego —. que en conjunto son una de las posibles soluciones ecológicas a mano para el buen uso y conservación de este precioso líquido. poco provecho podremos obtener de esta fuente. por un período de tiempo largo. Metales pesados. no siempre dispongamos de este recurso. cloruros. Aunque. por desgracia no siempre exentos de problemas. No pocas operaciones de flor dependen exclusivamente de este tipo de agua. boro. la lluvia no es fuente directa. y litio. repercutiendo en el bienestar de los microorganismos del suelo y. alta demanda de oxígeno. No importa de qué fuentes se disponga siempre resultará una buena idea. pues es frecuente encontrar ciertos elementos en concentraciones no deseadas que pueden volverse un dolor de cabeza con el tiempo: sodio. su calidad depende largamente de los accidentes tanto naturales como artificiales que ocurren a lo largo de su recorrido. aún en zonas de baja precipitación — menos de 800 mm /año — las aguas lluvias pueden satisfacer potencialmente al menos una tercera parte de las necesidades del cultivo. Las aguas superficiales conllevan toda la carga de los afluentes que las alimentan. flúor. En cuanto a los efectos en el largo plazo del agua en los suelos. Traynor (1980) afirma: está escrito (o algún día lo estará) “como es el agua así será el suelo”. todas tienen características que las diferencian y las hacen más o menos aptas para el riego. Por otra parte. por otra parte y debido a los ciclos climáticos. por tanto. también con aguas subterráneas. a menos de que exista manera de recogerla y almacenarla para luego utilizarla en el riego. En cuanto a las aguas de pozo. Y añade: “si un suelo es irrigado con una lámina de agua dada. desafortunadamente no están desprovistas de problemas. bicarbonatos. En tales casos. No es difícil aplicar algo de sentido común y concluir que las aguas lluvias. los análisis de suelos pueden indicarnos la composición química del agua de irrigación usada”. Igual que las superficiales. aún si no se dispone de análisis de suelos. una mirada a los datos de un análisis de agua puede proporcionar una visión del suelo. en el caso de las aguas superficiales. si no disponemos de una manera de recogerla y almacenarla. jabones y detergentes caracterizan estas aguas. a menos de que estén seriamente afectadas por polución proveniente de centros industriales. Ya vimos cómo el proceso de transpiración vegetal tiene entre sus “subproductos ” el agua pura. De acuerdo con su origen. entre los más comunes. 227 .nientes de ríos o quebradas. las de río o quebrada son con frecuencia las más usadas en la floricultura. el de combinar las fuentes posibles. Aquí resulta obvio que. Por el contrario. contaminantes orgánicos e industriales. Esto significa inversiones importantes en reservorios y canales de conducción. en el desempeño de las plantas en el largo plazo. Debido a que la mayor parte de la floricultura ocurre bajo invernadero. o si nuestros invernaderos no están dotados de cubiertas móviles. presentan unas características óptimas. sus características dependen de factores geológicos y de formación involucrados en la conformación de los acuíferos. Junto con las aguas subterráneas.

parece por sí mismo ideal o suficiente para llevar a cabo un riego perfecto y económico. como suelos muy sueltos y porosos. por sus implicaciones en la clorosis de hierro (Traynor. Basta mencionar cuán sensibles son las rosas a la deficiencia de hierro. aspersión y riego manual con manguera. No obstante su popularidad. No podemos terminar de hablar del agua sin mencionar el equipo de riego. toda vez que. Sin embargo. no lo es menos la manera como el agua es dispensada a las plantas.4 indican una tendencia a precipitar la cal. se puede afirmar que ninguno de ellos. Por otra parte. Si bien la calidad y la cantidad son aspectos cruciales en el riego y por extensión en la fertilización. cada uno con sus respectivas versiones. La reacción de equilibrio (pHc) es un mejor indicador de la calidad del agua afectada por alcalinidad. Valores menores de 8. o para valorar su capacidad modificante de la reacción (pH) del suelo. Éstos se acumulan en la flor y el follaje dejando manchas blanquecinas que desmejoran la presentación del producto y pueden obstruir los sistemas de irrigación basados en pequeños orificios (Petersen. 1980). Los de riego por goteo. para apreciar la calidad del agua — o la importancia del pH — en la nutrición de las plantas y en las poblaciones de microorganismos del suelo. y otras en su mal uso. en diseños no adecuados de los sistemas de riego. Valores de pHc por encima de 8. hasta el momento. También en ciertos suelos es primera opción. Si el pH es mayor que el pHc se puede asumir que se formarán precipitados de calcio y magnesio. que lo hacen más o menos apto en determinadas circunstancias. que implican la instalación de un gran número de emisores por unidad de área. 1980). en todas las condiciones fitosanitarias. alcalinizándolo (Traynor. su costo y modo de operación lo hacen menos atractivo en ciertas circunstancias. o para todos los presupuestos. Por defecto en el número de goteros. es normal irrigar y fertilizar al mismo tiempo (fertirrigar). se pueden 228 . Aunque parece simple. en floricultura. El primero nos da una tendencia del poder acidificante o alcalinizante del agua. si existe el presupuesto y las facilidades para su implementación. para todas las épocas climáticas. algunas veces. son los más populares dentro de la floricultura colombiana. para todos los estadios de las plantas.Para sólo mencionar dos características del agua que pueden causar efectos importantes en el largo plazo.4 indican la tendencia del agua a disolver la cal del suelo acidificándolo en el tiempo. Muchos problemas atribuidos a la fertilización están relacionados en no pocas ocasiones con problemas de aplicación del riego. para todos los suelos. regar bien es bastante difícil. Estos tienen origen. es decir. citamos el pHc y el contenido de bicarbonatos. Aunque el cloruro es usualmente considerado el anión más tóxico para las plantas. El goteo presenta considerables ventajas a nivel fitosanitario que lo hacen sujeto de elección cuando éste aspecto es relevante en el manejo del cultivo y cuando se lo mira como una herramienta en el manejo integrado de plagas y enfermedades. 1996). existen datos que demuestran que para algunas especies el bicarbonato es más tóxico aún. Veamos algunas consideraciones sobre los sistemas de riego de uso común. cada uno tiene virtudes (y también desventajas).

el goteo tiende a crear una acción de lavado en un pequeño volumen de suelo. en donde el movimiento de sales es hacia abajo en la dirección del flujo de agua. cuando fallan. por decir un segundo. Unos regadores bien entrenados y disciplinados logran riegos tan uniformes o incluso mejores que los sistemas mencionados. por su trabajo masivo. como la intensidad de su descarga. a pesar de haber mantenido buenos niveles de humedad a una profundidad de 40 cm. El mismo autor añade: “El confinamiento de las raíces en pequeños volúmenes de suelo puede resultar en una fluctuación más rápida del agua del suelo y/o de sus niveles de nutrimentos. se debe diseñar un sistema de riego por goteo que permita un gran volumen de suelo lavado. o de regar ciertas áreas pequeñas que los otros sistemas. dada su similitud con la lluvia. reduciéndose en las zonas más secas. como la tendencia a lavar nutrimentos del follaje. No obstante. En un instante. para conseguir un buen desarrollo de raíz. Con reposiciones de agua repetidas. con el goteo cuya área de influencia usualmente es menor. descargan la misma lámina que un gotero en ¡veinte minutos ! Esto crea un problema de infiltración que termina 229 . existen problemas complicados asociados con su uso. Bajo el sistema de goteo. mientras se minimiza al mismo tiempo su contacto con zonas de alta salinidad”. citando a Golderg et al (1971). en ocasiones. el goteo puede afectar la profundidad de las raíces. Su patrón de humedecimiento. debido a su mayor radio de cobertura. Elfving (1982) también afirma: “el movimiento de las sales en el suelo bajo sistemas de riego por goteo es más complejo que los de la irrigación convencional. incrementando el riesgo de estrés si la aplicación es retrasada o interrumpida”. cuando se usó riego por goteo. lo cual tiene gran importancia en los estadios tempranos de desarrollo. presentan otros problemas. reporta que se han encontrado alrededor de las dos terceras partes de raíces de clavel en una capa de suelo ubicada a una profundidad entre los 3 y 10 cm de la superficie de éste. El riego manual es. Debido a esto. las sales se acumulan en la frontera húmeda. Elfving. echar a perder una gran cantidad de plantas en comparación. a crear condiciones de humedecimiento óptimas para el desarrollo de enfermedades y. sus raíces exploran poco volumen de suelo. Las raíces se tienden a concentrar en la región húmeda caracterizada por una concentración más baja de sales. y sobre la superficie. ayuda a mejorar la distribución de la humedad en la superficie del suelo. En primer término. (El modelo de acciónreacción también hace de las suyas). Cuando un cultivo se irriga de manera muy abundante. ¿Cuántas veces se le atribuye erróneamente a la fertilización problemas causados por el sistema de riego (uso y diseño)? Los sistemas de aspersión por su lado. por otra parte. produciendo un gradiente de sales en distancias cortas comprendidas en la zona de humedecimiento. el más recomendado cuando se trata de trabajos finos o de maquillaje. Resulta conveniente repasar algunos conceptos básicos sobre cómo afecta el riego por goteo las relaciones suelo-planta. entre emisores. dada la capacidad de las mismas de proliferar en las zonas mejor abastecidas de humedad.crear zonas secas entre emisores. donde el fenómeno de evaporación tiene lugar. no logran dejar en condiciones apropiadas. por ejemplo. capaces de afectar la uniformidad de crecimiento del cultivo. No obstante.

musgos y epífitas que sellan y amarran la superficie del suelo impidiendo. las nocturnas. la “cama”. la energía solar. la velocidad del viento. lo cual hace difícil generalizar el comportamiento de los factores implicados. se hace preciso utilizar uno. el efecto principal del invernadero es el de aumentar las temperaturas diurnas y. la ventilación por lo general es totalmente pasiva. De acuerdo con Mastalerz (1977). que los diferencian de los invernaderos climatizados de vidrio existentes en otras latitudes.4 El clima Las flores son generalmente cultivadas en Colombia en clima frío. la calidad y el ciclo de las plantas cultivadas en estas condiciones. el paso de agua y modificando el de gases. erosión. y debido a que el sistema funciona bajo invernadero. para los propósitos de cultivo.desviando el agua de su blanco inicial. tres o más sistemas de riego — recordemos también que el del nivel freático es uno más. Sin embargo. Para concluir sobre cuánta humedad debemos mantener en el suelo. 230 . (¡Los buenos efectos de la ley de acción-reacción también se manifiestan !). los invernaderos se calientan por dos razones: a) debido al “efecto invernadero” que permite la retención de longitudes de onda larga y b) debido a que la cubierta restringe el movimiento del aire pero permite al mismo tiempo la entrada de la luz solar. hemos dicho ya algo: aquella que le permita a la planta surtirse del líquido sin mayores esfuerzos. Ante esto el suelo lee. En su mayoría éstas estructuras son sistemas abiertos. el contenido de CO2. su variación afectará la productividad. sólo moderadamente. dos. no siempre favorable al crecimiento de las plantas. dando como resultado un amplio diferencial. Su reacción: algas. sin embargo. uno de cuyos mayores efectos es el control de las lluvias. como se puede ver. biológicamente hablando. para que de manera individual o combinada nos ayuden a llevar a cabo la importante labor de distribuir la humedad y los nutrimentos en nuestro suelo. Aunque algunos diseños de invernaderos presentan algún grado de climatización. cuyo comportamiento se asemeja un poco más al de un sistema semicerrado. comparado con cultivos al aire libre. Todo el tiempo y el esfuerzo que se dedique a esta labor será bien recompensado. probablemente hacia el camino. la gran mayoría están bajo invernadero. es decir dependiente de los cambios de presión atmosféricos externos y. de tipo más o menos natural —. Nada bueno. Este hecho implica importantes cambios en el comportamiento de la temperatura. por tanto. Veamos como afecta la temperatura. El entendimiento de su comportamiento es de gran ayuda en la comprensión del alcance de la nutrición vegetal en el sistema integrado planta-suelo-agua-clima-hombre. con cubiertas plásticas. pero permitiéndole al mismo tiempo a la raíz respirar libremente. En Colombia existe una variación considerable en diseños de cubiertas y estructuras. con efecto neto de acumulación de calor. la humedad relativa y la humedad del suelo. Como todos los factores anteriores están estrechamente vinculados entre sí y estos con la nutrición vegetal. además de la pérdida de suelo. 4.

Es normal. en cuanto a su rapidez. En general. al igual que la vida en florero. aumentando también la absorción de solutos en el mismo factor. Existe una relación directa entre la tasa de transpiración y la absorción pasiva de elementos. los efectos que dependen de otro factor como la temperatura? El uso de una cubierta implica que la energía solar pasa a través de un filtro. 1977). en días medianamente soleados. 1977). Como es bien sabido. vía el flujo de masa. Lo anterior explica la carencia de respuesta a la fertilización cuando otras condiciones son limitantes: así. su absorción depende de la respiración. 1977). Como los nutrimentos son absorbidos primariamente contra gradientes de concentración. y la temperatura (Mastalerz.m. Un factor relevante de la temperatura es su efecto en el sustrato de crecimiento de las plantas. arrojando como resultado un incremento de la temperatura foliar y el cese del flujo de nutrimentos que entran a la planta y que son absorbidos pasivamente. Aumentos de 10 °C de la temperatura (dentro de rangos óptimos) incrementan la respiración 2. El efecto principal del incremento en la temperatura del sustrato se expresa en el mayor crecimiento de raíces. Mastalerz. (1977)]. (1992). por un número de factores separados. absorción de agua y elementos minerales. el dióxido carbónico. ¿Cuántas veces hemos atribuido a deficiencias en la fórmula de fertilización. por encima o debajo de los cuales su desarrollo se hace más lento o incluso se detiene. Por tanto concluye: “aumentos en la temperatura implican incrementos en la cantidad y frecuencia de aplicación de los fertilizantes. Por otra parte. Por otra parte. y las 2 p. las plantas tienen rangos óptimos de temperatura específicos para cada especie y variedad. en un invernadero la temperatura del sustrato sigue de cerca la temperatura del aire (Mastalerz. horas que coinciden con un mayor aporte de energía solar. la actividad de los microorganismos se incrementa notablemente permitiéndole a la planta una mejor disponibilidad de elementos provenientes de la descomposición de la materia orgánica. en función de la intensidad de la luz”.2 veces. la tasa del proceso está limitada por la velocidad del factor más lento”) han sido propuestos para explicar la interacción entre los diversos factores ambientales que actúan simultáneamente y el índice de los procesos fisiológicos [Salisbury y Ross. calidad y duración del ciclo de vida de las flores. Joiner (1983) sintetiza los efectos de la temperatura así: “afecta todos los aspectos de la absorción y utilización de los nutrimentos”.m. Este aspecto es de considerable importancia si queremos lograr la mayor eficiencia de los fertilizantes. la menor cantidad de agua absorbida y transpirada ocurre cuando la temperatura del aire es de 0 °C (Mastalerz. la tasa fotosintética está determinada principalmente por la energía radiante. el principio de la ley del mínimo de Liebig (“el crecimiento de una planta depende de la cantidad del nutrimento que se encuentre a su disposición en menor cantidad”) y el principio de los factores limitantes de Blackman (“cuando un proceso está condicionado.. En plantas que están adecuadamente provistas de agua y elementos minerales. observar temperaturas altas entre las 10 a. cuyas características y accidentes determinan largamente la calidad y cantidad de luz que llega 231 . Lo anterior afecta drásticamente la productividad. ya que en condiciones de temperaturas altas los estomas se cierran (en la mayoría de las plantas) y el proceso de la transpiración se detiene.

la manipulación de estos factores se debe realizar de acuerdo a estas necesidades. 232 . realizaron un trabajo básico sobre las relaciones entre la intensidad de la luz y la nutrición de las plantas. se concreta en la posibilidad de dirigir de alguna manera. plantas crecidas con bajas intensidades lumínicas y altos niveles de nutrición y humedad. en desmedro de la acumulación de reservas de carbohidratos. al cual no se le ha dado mayor atención en Colombia. debe ser posible medir el flujo solar radiante con un dispositivo adecuado. 1977). No sólo la fertilización. citado por Mastalerz (1977). particularmente cuando la humedad está fácilmente disponible. hacia una mayor acumulación de materia seca (expresada en el almacenamiento de carbohidratos que han sido producidos en el proceso fotosintético). la floración y frutescencia y la calidad de postcosecha están determinados por el balance entre la síntesis de carbohidratos (los cuales dependen de la intensidad de la luz) y los niveles de nutrición en la planta. afirman que la cantidad de agua transpirada por las plantas y evaporada del sustrato (evapotranspiración) está altamente correlacionada con la energía solar radiante. Por ejemplo. e irrigar los cultivos de flores de acuerdo con la cantidad de energía radiante que ellos reciben. Sus conclusiones apuntan a que aspectos tales como la calidad. por el contrario. tenderá a producir plantas más balanceadas en cuanto a crecimiento y consistencia. las cuales serán utilizadas. sino también la humedad que se debe suministrar a un cultivo. Como resultado. en condiciones normales de temperatura. Kraus y Kraybill (1918). 1997) en la Sabana de Bogotá. citados por Joiner et al (1983). están íntimamente ligadas con la energía solar. en la construcción de tejido nuevo. ya que los carbohidratos disponibles en la fotosíntesis serán usados en la síntesis de proteínas. el balance de producción de carbohidratos hacia un mayor crecimiento y división celular (expresados en la síntesis de proteínas) o. en cuanto a uso y disponibilidad de carbohidratos. La implicación práctica de estos comportamientos relacionados con la energía solar que está disponible en un momento dado. a su vez. que son vitales para la calidad y duración en postcosecha. mediante la manipulación del riego y de los niveles de fertilidad. UJTL. la edad y el estado de limpieza son factores que afectan la transmisión de luz fotosintéticamente activa. El caso opuesto. mientras que los niveles de nitrógeno y de humedad determinan cómo van a ser usados aquellos (Mastalerz.a ser interceptada por la planta. comparados con la luz exterior. Furuta et al (1963). Como cada fase del crecimiento de la planta tiene requisitos diferentes. el crecimiento vegetativo. la calidad y componentes del plástico. indican que se puede desperdiciar hasta un 46% de la luz que llega a los invernaderos (con plásticos de 2 años de edad) y 29% (en plásticos de 6 meses de edad). Mediciones realizadas por el CIAA3 (ASOCOLFLORES. serán débiles y vegetativas. La predominancia de uno u otro proceso determinará cómo crece y se desarrolla la planta. especialmente de nitrógeno. La energía solar y la temperatura determinan la cantidad de carbohidratos disponibles para el crecimiento de la planta. La estructura del invernadero. Las plantas usan los carbohidratos para producir proteínas que se materializan en un mayor crecimiento y/o para almacenarlos como tejido de reserva o incorporarlos estructuralmente. Otro factor de gran importancia. 3 CIAA: Centro de Investigaciones y Asesorías Agroindustriales.

los cuales funcionan como fuente. su costo y posibles efectos colaterales. por lo tanto. La concentración de vapor de agua es máxima a nivel del suelo y decrece con la altura del follaje. pueden considerarse como el punto en donde el CO2 es limitante y donde no habrá acumulación neta de materia seca (Porter y Grodzinski. y las 2 p. En la noche. el follaje es el vertedero neto del CO2 producido por el suelo y la atmósfera. y la atmósfera es el vertedero para el CO2 derivado del suelo y de éstas (Porter y Grodzinski. cuando está deprimido. El estudio de perfiles microclimáticos (Figura 5). se convierte en un importante factor limitante. deben ser evaluados cuidadosamente antes de tomar 233 . CO2. En mi experiencia personal he encontrado niveles entre 100 y 200 ppm. Durante el día. la productividad y calidad de los cultivos. los factores que contribuyen a crear una deficiencia de CO2 se magnifican grandemente. En invernaderos cerrados las concentraciones de CO2 fluctúan a lo largo de las 24 horas como resultado de la actividad fotosintética y la respiración de ambos. 1985). niveles entre 100 y 150 ppm. Suelos que han sido enmendados con materia orgánica. la presencia de plantas vecinas y de cubiertas y estructuras de protección afectan dramáticamente los niveles de CO2 (Porter y Grodzinski. 1985). En ambientes protegidos. como los invernaderos. de acuerdo con las características de cada fuente. muestran que la velocidad del viento y la intensidad de la luz son mayores a medida que se alejan del suelo y se acercan al ápice de las plantas. Niveles de 50 a 70 ppm (Salisbury y Ross. comprendidos entre la superficie del suelo y la parte superior del follaje. El CO2 presenta una concentración mínima a la altura en que la intercepción de luz es máxima y donde la máxima caída en la velocidad del viento ocurre. Las plantas juegan un papel activo en la moderación de su propio ambiente a través de la fotosíntesis. la temperatura.m. además de su sistema de aplicación. cuando este nivel se alcanza.y que posiblemente. horas en que también la temperatura se encuentra con facilidad por fuera de los límites fisiológicos recomendados. las reservas de carbohidratos se deprimen y el crecimiento de la planta se reduce grandemente. Sin embargo. siendo máxima a nivel del suelo y por encima del follaje. usualmente entre las 10 a. plantas y organismos del suelo. 1977). las hojas son la fuente de CO2. afectando consiguientemente la productividad y calidad de nuestras flores. Esta depresión en los niveles de CO2 afecta el rendimiento fotosintético y. cuando precisamente la disponibilidad de luz es máxima. Sin embargo. es el dióxido de carbono. Existen varias maneras artificiales de enriquecer un invernadero con CO2. del día. decrece en la medida en que se aleja de la parte apical (más caliente) y se acerca al suelo (más fría).m. de la respiración. Mastalerz. 1985 . y de la absorción y disipación de energía. Prácticas que incrementen la temperatura del suelo y la retención de humedad (“mulchs” artificiales u orgánicos) favorecen la producción de CO2 derivado del suelo (Porter y Grodzinski. en cambio. 1985). 1992) pueden considerarse (para plantas C-3) como el punto de compensación en el cual el dióxido carbónico consumido en la fotosíntesis es igual al producido en la respiración. contribuyen de manera significativa al requerimiento total de CO2 por parte del cultivo.

lo cual supuestamente debería causar una alta tasa de transpiración (para refrigerar la hoja) si los estomas estuvieran abiertos. Los valores de cada parámetro incrementan de izquierda a derecha. pero el viento. 1977). No obstante. Tomado de Porter y Grodzinski. Ajustes en la humedad relativa son importantes cuando se quiere reducir el requerimiento de agua por parte del cultivo (Mastalerz. se incrementa la transpiración. concentración de vapor de agua. intensidad de luz. su control es de gran importancia en todo lo que tiene que ver con el manejo de plagas y enfermedades. el viento la disminuye. una decisión. en 234 . el del CO2. especialmente si la temperatura de la hoja está por debajo de la temperatura del aire. La velocidad del viento juega también un papel importante en la transpiración. En algunos casos la aumenta y en otros la dismunuye. Salisbury y Ross (1992) describen este proceso: “Con una condición de baja radiación solar y con presencia de estomas abiertos. Pero cuando existen condiciones de alta radiación y presencia de estomas cerrados. La línea (-----) indica la parte superior del follaje. La densidad de siembra — factor muy importante en el cálculo de la determinación de la cantidad de nutrimentos que se deben aportar a un cultivo — juega un papel decisivo en este punto. Perfiles verticales representativos de velocidad del viento.Altura Velocidad del viento Temperatura Intensidad lumínica H2O vapor CO2 FIGURA 5. y concentración de CO2 a nivel del follaje del cultivo. pues facilita o entorpece el movimiento del aire y con éste. la cual reduce además la temperatura y la humedad del follaje. Pero la manera más natural de mejorar la distribución del CO2 es a través de una buena circulación del aire. Bajo tales condiciones. temperatura. 1985. La humedad relativa tiene un efecto claro en la transpiración de la planta. la temperatura de la hoja está por encima de la del aire.

funcionan como alarma para el resto. que el efecto logrado por el mismo viento al barrer la humedad de la capa de aire inmediatamente adyacente a la superficie de la hoja. lo cual genera una respetable cifra de interacciones en su manejo. de parte de los hibridadores de cultivos ornamentales. complica la administración de un sistema de fertilización. por afectar la transpiración. redundante como pueda sonar. que puedan representar en el futuro una solución. al manejar grandes números. que se convierten en patrón para tomar decisiones de fertilización. arroja luz sobre muchos comportamientos y requerimientos específicos. es la posibilidad de rotar el suelo. Esto. como en todo. a veces más administrativa que agronómica. No es inusual encontrar 40 o más variedades diferentes de una misma especie en un cultivo de regular tamaño. espe235 . Esta ventaja no se debe desaprovechar. De allí en adelante. Es pues muy importante entenderlos para tratar de ajustar estos factores que. generado por las exigencias del mercado. al menos con otra variedad diferente que quizás pueda compensar en alguna extensión los efectos del monocultivo. Otros cultivos agrícolas de importancia económica manejan números bastantes más moderados. con igual número de variedades cada una. ni por su adaptación a un ambiente dado. 4. ya que posibilita acciones correctivas rápidas. Afortunadamente. cuyo efecto es el de aumentar la evaporación”. que de otra manera no serían posibles. se complica inmensamente el logro de una nutrición equilibrada y adecuada a las necesidades particulares de cada variedad.5 La planta El actor principal en este escenario. También es frecuente encontrar 2 o más especies en cultivo. están afectando la absorción de nutrimentos. basada en el tamaño de las variedades más importantes. al problema de la rotación de cultivos. sino con otra especie. por especie. la variedad es clave. de la historia y del desarrollo de las especies cultivadas. no sólo por las exigencias del mercado. Con frecuencia encontramos ciertas variedades indicadoras que muestran rápidamente un problema específico y que. juega por supuesto un papel de la mayor trascendencia en lo relacionado con los procesos de la nutrición. al menos parcial. sino por la gran diversidad que de ellas encontramos en una misma operación florícola. este aspecto. en encontrar variedades cada vez mejor adaptadas a nuestro medio.realidad. 4 ó 5. Claro que existen ventajas. humano y empresarial. Los variados diseños de invernaderos en Colombia se comportan diferentemente en cuanto a los patrones de humedad relativa y a la circulación del aire se refiere. Pero el gran valor de ésta variedad de variedades. por tanto. centro de todo el esfuerzo agronómico. por supuesto. enfría la hoja y este enfriamiento es más efectivo reduciendo la transpiración. está respaldado por el creciente esfuerzo. aunque implique un seguimiento dispendioso el comportamiento específico de cada variedad. que hace el proceso técnico de cultivo viable. En la práctica lo que hacemos es una simplificación. El conocimiento del origen y de la geografía. Particularmente en floricultura. generalmente limitado en el manejo de distintas fórmulas de fertilización.

deben promoverse. es necesario comenzar a ventilar cuando la temperatura esté cercana a los 26 °C. Por el contrario. rosas. por el efecto de la intensidad de la descarga. Fósiles de rosas primitivas han sido reportados en Colorado y Oregón con una antigüedad de cerca de 30 millones de años. Las rosas. son vitales para el logro de una producción sostenida en cantidad y calidad. son particularmente sensibles a los bicarbonatos. ésta última ligada a la deficiencia de hierro. aquellas que apuntan al mejoramiento de la estructura y al mantenimiento de la fertilidad. ya que las posibilidades de voltear el suelo están determinadas por el ciclo y se reducen a lo que se pueda lograr en los caminos. Hoy se encuentran cerca de 200 especies botánicas diferentes. Igualmente. dada la dificultad de aplicar correctivos para encalamiento. la defoliación ocurre también como un ajuste a las condiciones de flujo radiante en ciertas épocas del año (Mastalerz. Hay evidencias de que las rosas fueron cultivadas en Africa del Norte hace cinco mil años. corregir y prevenir en algún grado estos problemas. Resulta entonces conveniente usar riego por goteo que. siempre que haya un suministro importante de CO2. Sin embargo. los ancestros de las modernas especies incluyen unas 10 especies. El uso de fertilizantes que endurecen el suelo. Todas las prácticas que. El más reciente tipo es el grandiflora (Stewart. incluyendo algunas menciones sobre su origen. Rosas El género consiste en plantas relacionadas y distribuidas ampliamente por la mayoría del hemisferio norte. Las rosas inician y desarrollan flores en un rango amplio de temperaturas. Las más importantes rosas para cultivo bajo invernadero tienen un origen relativamente reciente dentro de los grupos floribunda e hybrid tea.cialmente de carácter fisiológico y nutricional. 236 . claveles y crisantemos. a pesar de sus limitaciones. Incrementos en la temperatura diurna hasta 29 °C aumentan la productividad de las rosas. se revisan brevemente algunos aspectos importantes sobre las tres principales especies cultivadas en Colombia. donde las raíces son escasas. de alguna manera. como el magnesio aplicado en exceso (Willis. Por ésta razón. También lo son a concentraciones altas de sales que provocan defoliación en algunas variedades. mayor de 4 años. Fertilizaciones repetitivas con fertilizantes con tendencia a causar excesiva fluctuación en el pH deben evitarse. Las rosas tienen un ciclo de producción largo. 1969). Déficits de agua o excesos producen problemas foliares como necrosis o clorosis. 1985). o aquellos que no se solubilizan y forman “costra” debe ser moderado o encontrar sustitutos válidos. que degrada la estructura. Por el contrario. el uso de materia orgánica y sus derivados puede aliviar. tiene un efecto más benévolo sobre la estructura del suelo. Esto significa que el suelo tiene que ser manejado desde la superficie. 1977). El tipo de riego puede afectar la estructura y en el caso del riego manual (con “codo” o “cacho”) existe el peligro del sellamiento superficial. la preparación inicial del suelo y su posterior mantenimiento. A continuación. De lo contrario. Sin embargo. ya lo habíamos mencionado. es importante mencionar su tolerancia a altas intensidades lumínicas y su gran respuesta al CO2. compacten el suelo deben evitarse.

60 0.A.15 1. TABLA 1.40 1.35 0.150 30 .50 0.* Elemento (%) Nitrógeno Fósforo Potasio Calcio Magnesio Azufre Sodio Cloro Elemento (ppm) Cobre Zinc Manganeso Hierro Boro Nivel crítico 2.S. Media.80 .00 0. Tissue Analysis and Interpretation. Santa Clara. U.S. Vetanovetz. Reed. California. mientras que la parte aérea a temperaturas entre los 64 y los 67 °F (Mastalerz.44 0. Batavia. 1977).00 0.60 0. Claveles La historia de los claveles como planta cultivada se remonta a los primeros días de la jardinería en Europa.20 .0.21 Nivel tóxico/Exceso1 > 5.1.38 3.50 30 .30 1. Ball Publishing.La temperatura del suelo afecta el crecimiento de la raíz y de la parte aérea en forma diferente.011 0.0. 1 Tomado de R.50 > 1. Edited by: David Wm. and Nutririon for Greenhouse Crops.250 75 .60 100 150 500 > 1511 200 * Reproducido con el permiso del Soil and Plant Laboratory.2.361 0. 1996.P. Illinois U.A.0.20 .611 > 0.00 2 10 25 50 25 5 . Criterios para la interpretación del análisis foliar para rosas.80 . In: Water.16 .15 15 . la raíz crece mejor a temperaturas entre los 56 y 60 °F.80 . Inc.1. Estas consideraciones se deben tener muy en cuenta cuando se confeccionan los programas de fertilización para optimizar la respuesta de la planta. El clavel moderno guarda escasa semejanza con su progenitor sil237 . 95052-0153 (408)727-0330.18 Rango normal 2.

un cambio en el régimen de temperatura induce el agrietamiento (Mastalerz. posiblemente originario del litoral mediterráneo del sur de Europa. Por otra parte. 1983). No obstante. en épocas de baja radiación se recomienda una relación 2:1.vestre. presentando reducciones en producción cuando es sometido a salinidad entre 59 y 89 mmhos cm-1 x 10-5 y es cultivado en suelos arenosos. se sabe que las bajas temperaturas incrementan el número de pétalos y de estructuras petaloides produciendo un crecimiento adicional en el centro de la flor. No obstante. El clavel cultivado actualmente se cree que proviene de Francia. este problema está asociado con fluctuaciones entre las temperaturas diurnas y nocturnas. En estas condiciones. obvias en otros cultivos. NO3. entre las ornamentales. 1983). La variedad “William Sim”. En épocas de alta radiación solar se recomienda una fertilización básicamente nítrica. el cual disminuye con el aumento en la concentración de nitrógeno (Winsor. especialmente con temperaturas nocturnas bajas. pero sí lo suficiente como para ser considerado largo: 2 años. Un problema frecuente en los claveles es el agrietamiento del cáliz. Dependiendo del tipo de suelo. y altos niveles de N. 1967). Estos niveles no causan daño si el suelo es arcilloso. El clavel es considerado. 1977). los claveles presentan reducción en productividad y calidad. Dos mil años 238 . aunque la tasa de crecimiento es mayor cuando el flujo de energía radiante es mayor. las mismas consideraciones hechas para las rosas se aplican al clavel en cuanto a su manejo desde de la superficie. En la Tabla 2 aparecen los valores óptimos de análisis de tejido foliar. Derworth y Tammen (1969). antes de tomar decisiones de control. se produjo en Maine en 1938 y muchas variedades modernas cultivadas hoy proceden de esta variedad (Hooper. En general.a NH4+ (Joiner. el clavel puede mostrar síntomas altamente característicos de deficiencias minerales (Winsor. citados por Joiner (1983). 1967). debido al efecto buffer creado por las arcillas (Mastalerz. sin embargo. No obstante. indican que la pudrición basal del tallo está relacionada con bajos niveles de P y Ca. el clavel presenta una mayor densidad de plantas por metro cuadrado. 1977). Crisantemos Los crisantemos actuales (llamados también flores perennes del otoño) son híbridos complejos derivados de varias especies que crecen salvajes en China y Japón. como una planta más bien tolerante en lo que respecta a la nutrición. si la temperatura de crecimiento es alta (30 °C). Adiciones de B. El clavel tiene un ciclo de producción no tan largo como el de las rosas. Mastalerz (1977) anota que. cuando el N es suplido a niveles de 250 mg/l. Nuevamente resulta claro que el juego de todas las variables implicadas en la producción debe considerarse globalmente. el clavel resulta más o menos sensible a las sales. la adición de B sólo mejora ligeramente el problema (Joiner. cuando el suministro de nitrógeno es moderado (100 mg/l). La naturaleza del follaje no permite distinguir con facilidad variaciones en el color como la clorosis. reducen el agrietamiento. 1967). a diferencia de las rosas.

* Elemento (%) Nitrógeno Fósforo Potasio Calcio Magnesio Azufre Sodio Cloro Elemento (ppm) Cobre Zinc Manganeso Hierro Boro Nivel crítico 3. Pero su velocidad de crecimiento y sensibilidad a factores como las enferme- 239 . padre de las modernas cultivariedades de Pompón (Gosling. Inc.15 1. and Nutririon for Greenhouse Crops.30 . siendo introducidos al Japón entre los años 724 y 749 D. Santa Clara.. Criterios para la interpretación del análisis foliar para clavel. Reed. Esto posibilita manejar el suelo desde la profundidad.20 .A. 1979).50 .111 > 2. trayendo consigo tres años más tarde.P.0. han pasado desde que el hombre comenzó a cultivarlos.300 50 . 95052-0153 (408)727-0330. El ciclo de producción de los crisantemos es uno de los más cortos en plantas ornamentales. Batavia. In: Water. California.20 25 .00 .TABLA 2.00 0.50 0.261 > 0.S.A.561 2 15 20 30 20 4 . Edited by: David Wm.150 30 . Media. En 1843 La Royal Horticultural Society envió a Robert Fortune a China para colectar plantas. 1 Tomado de R. Vetanovetz.4. U.2.50 1. Tissue Analysis and Interpretation.18 Rango normal 3.22 . Ball Publishing.00 0. pues la preparación del suelo y la incorporación de nutrimentos se hace de una manera relativamente simple.S. el Chusan Daisy.80 0. C.100 > 361 > 811 > 8001 > 1561 > 7001 * Reproducido con el permiso del Soil and Plant Laboratory. Illinois U. usualmente 12 a 14 semanas de siembra a cosecha. Hay evidencias de su cultivo en China en el año 500 A.111 > 0.80 0. 1996.40 Nivel tóxico/Exceso1 > 5.40 2.361 > 6. permitiendo ajustar fácilmente enmiendas y correctivos. C.3.0.75 40 .

dades del suelo, temperatura, radiación solar, falta de aireación , y susceptibilidad a la salinidad, lo convierten en un cultivo que requiere de un cuidadoso manejo, especialmente relacionado con la nutrición. Por ejemplo, los crisantemos son sensibles a altas concentraciones de NH4+, en tanto que el suministro de K resulta crítico durante el crecimiento vegetativo (Joiner, 1983). El cultivo de las flores comienza cuando las plantas madres son sembradas y ésto es particularmente cierto con la nutrición en crisantemo; la fase de enraizamiento (2 semanas) y el

TABLA 3.

Criterios para la interpretación del análisis foliar para crisantemo.*

Elemento (%) Nitrógeno Fósforo Potasio Calcio Magnesio Azufre como sulfato Azufre total Sodio Cloro Elemento (ppm) Cobre Zinc Manganeso Hierro Boro Molibdeno

Nivel crítico 3,80 0,25 3,50 0,50 0,15 0,12 0,15

Rango normal 4,50 - 5,50 0,30 - 0,60 4,00 - 6,50 1,00 - 2,00 0,30 - 0,60 0,25 - 0,60 0,30 - 0,70

Nivel tóxico/Exceso1 > 6,761 > 1,211 > 6,611 > 2,111 > 0,711

0,60

5 7 30 40 20

8 - 20 20 - 80 80 - 300 100 - 500 35 - 80 200 - 2.500

> 811 > 561 800 > 5261 100

* Reproducido con el permiso del Soil and Plant Laboratory, Inc. Santa Clara, California, U.S.A. 95052-0153 (408)727-0330. 1 Tomado de R.P. Vetanovetz, 1996. Tissue Analysis and Interpretation. In: Water, Media, and Nutririon for Greenhouse Crops. Edited by: David Wm. Reed. Ball Publishing, Batavia, Illinois U.S.A.

240

desarrollo del esqueje en la planta madre determinan, en buena parte, las características del crecimiento posterior (Machin, 1983). Son igualmente sensibles a la radiación solar. Exceso de carbohidratos pueden producir necrosis en órganos florales, especialmente en condiciones que favorecen altas tasas de evaporación. Aunque las temperaturas también están envueltas por su efecto en el balance entre fotosíntesis y respiración, la radiación solar es el principal factor que influye en el crecimiento de los crisantemos (Mastalerz, 1977). Esto confirma, una vez más, las estrechas conexiones y dependencias entre el ambiente, la planta, el clima, el suelo y la acción del hombre que, sin duda, aunque pueda y en algunos casos deba manejarlas como partes, siempre deberá tener en mente que pertenecen a un complejo siempre cambiante. En la Tabla 3 aparecen los valores óptimos de análisis de tejido foliar.
4.6 El hombre

La dirección y velocidad de los procesos de la naturaleza pueden ser grandemente modificadas por el hombre, dependiendo de su percepción de lo que significa la vida. El sistema de creencias, que está en la cúspide del conocimiento y que antecede incluso a la filosofía, resulta definitivo en el manejo de estos vectores. Como lo argumenta Rifkin en su ensayo sobre la entropía, la economía mundial se halla en las fases de una transición histórica, desde una base de energía extraíble consistente en combustibles sólidos y metales escasos, a una era solar cuya principal fuente de energía serán los recursos renovables. Sir Albert Howard (1943), en su An agricultural testament, nos dice, por otra parte, que la rueda de la vida está hecha de dos procesos — crecimiento y descomposición — (Growth and decay), ciclo gigante del modelo fuente-vertedero, cuyo eterno reciclaje de doble vía crea la delgada capa — la piel del mundo como la llaman los indios — que nosotros llamamos suelo, escenario de vida y muerte, en donde la acción-reacción gobierna sin restricción alguna, cobrando inmutable el antojo de los interminables deseos y necesidades de nuestra mente. En ésta residen la intención y el conocimiento de ir en una u otra dirección y de acelerar o disminuir la velocidad de los procesos. Los elementos y las relaciones están ahí. De su buen uso e interpretación podremos decir si nuestras acciones estarán aportando al manejo sostenible de los recursos a nuestro cargo, o por el contrario, apresurando su entropía. BIBLIOGRAFÍA CITADA ASHMEAD, H.D. 1986. The absortion Mechanism of Amino Acids Chelates by Plant Cells. In: Foliar feeding of plants with amino acid chelates. Ashmead, H. D., Ashmead, H. H., Miller, G. W., Hsu, H. H. editors. Noyes publications, Park Ridge, New Jersey, U.S.A. 370 p. ASOCOLFLORES, 1997. Noticias del CIAA. Boletín No. 107. 20 p.

241

BARBER, S.A. 1984. Soil Nutrient Bioavailability. A Mechanist Approach. John Wiley & Sons, Inc. 388 p. BARKER, A.W. y MILLS, H.A. 1980. Ammonium and Nitrate Nutrition of Horticultural Crops. In: Horticultural Reviews Vol. 2. Avi Publishing Company, Westport, Connecticut. 395-414 p. COLEMAN, E. 1989. The New Organic Grower: A Master’s Manual of Tools and Techniques for the Home and Market Gardener. Chelsea Green, Vermont. 257 p. DURÁN L.D. 1997. Recomendaciones Prácticas para el Manejo de los Suelos y la Fertilización en los Cultivos de Flores. En: Floricultura y Medio Ambiente, la experiencia Colombiana. Marta Pizano Editora. Ediciones HortiTecnia Ltda. 328 p. ELFVING, D.C. 1982. Crop Response to Trickle Irrigation. In: Horticultural Reviews Vol 4. Avi Publishing Company, Wesport, Connecticut. 1-36 p. FITTER, A.H. y HAY, R.K.M. 1981. Environmental Physiology of Plants. Academic Press. 295 p. GARAVITO, N.F. 1974. Propiedades Químicas de los Suelos. Instituto Geográfico Agustín Codazzi. Volumen X, No. 11. 412 p. GERSHUNY, G. y SMILLIE, J. 1986. The Soul of Soil. A Guide to Ecological Soil Management. Gaia Services. 99 p. GLINSKI, J. y STEPNIEVSKI, W. 1985. Soil Aeration and its Role for Plants. CRC Press. 189 p. GÓMEZ, J.A. 1984. Aplicación de Abonos al Suelo. Fertilidad de Suelos, diagnóstico y control. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. 307-317 p. GOSLING, S. G., 1979. The Chrysanthemum Manual. The National Chrysanthemum Society, London. 6th revised ed. 391 p. GUERRERO, R.R. 1984. Hacia la Formulación de un Modelo Suelo-Planta. En: Fertilidad de Suelos, diagnóstico y control. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. 1-9 p. HOOPER, S.S. 1974. La Historia de los Claveles. En: Producción Comercial de Claveles. English y Kinham editores. Editorial Acribia. Zaragoza (España). 241 p. HOWARD, A. 1943. An agricultural testament. Oxford University Press. New York and London. 253 p. HSU, H.H. 1986. The Absortion and Distribution of Metalosates from Foliar Fertilization. In: Foliar feeding of plants with amino acid chelates. Ashmead, H. D., 242

Ashmead, H. H., Miller, G. W., Hsu, H. H. editors. Noyes publications, Park Ridge, New Jersey, U.S.A. 370 p. JOINER, J.N. POOLE, R. T. y CONOVER, C. A., 1983. Nutrition and Fertilization of Ornamental Greenhouse Crops. In: Horticultural Reviews Vol. 5. Avi Publishing Company, Westport, Connecticut. 317-403 p. JONES, J.B. Jr. 1985. Soil Testing and Plant Analysis: Guides to the Fertilization of Horticultural Crops. In: Horticultural Reviews Vol. 7. Avi Publishing Company, Westport, Connecticut. 1-57 p. KIRPAL, S. 1987. La rueda de la vida. 2da reimpresión en español. México Junio de 1987, Impresora Azteca. 104 p. KRAMER, P. J. 1969. Plant & Soil Water Relationship. A Modern Synthesis. McGrawHill Book Company. 390 p. MACHIN, B. 1983. Year-Round Chrysanthemums. Grower guide #28. Grower Books. London. 108 p. MARGULIS, L. y SAGAN, D. 1996. ¿Qué es la Vida? Tusquets Editores S. A. Barcelona. 199 p. MARSCHNER, H. 1986. Mineral Nutrition of Higher Plants. Academic Press. 542 p. MASTALERZ, J.W. 1977. The Greenhouse Environment. John Wiley & Sons. 615 p. MILLER, G.W. PUSHNIK, J.C. y REYES, N. 1986. The Secondary Elements in Plants. In: Foliar feeding of plants with amino acid chelates. Ashmead, H. D., Ashmead, H. H., Miller, G. W., Hsu, H. H. editors. Noyes publications, Park Ridge, New Jersey, U.S.A. 370 p. MINNICH, J. y HUNT, M. 1979 and editors of ORGANIC GARDENING magazine. The Rodale Guide to Composting. Rodale Press, Emmaus Pa. 382 p. ORTEGA, R. D. y MORALES, A. M. 1997. Uso Racional del Agua. En: Floricultura y Medio Ambiente, la experiencia Colombiana. Marta Pizano Editora. Ediciones HortiTecnia Ltda. 328 p. PAUL, E. A. y CLARK, F.E. 1989. Soil Microbiology and Biochemestry. Academic Press, Inc. 265 p. PETERSEN, H.F. 1996. Water testing and interpretation. In: Water, Media and Nutrition for Greenhouse Crops. David Wm. Reed Editor. Ball Publishing, Batavia, Illinois USA. 314 p.

243

PORTER, M.A. y GRODZINSKI, B. 1985. CO2 Enrichment of Protected Crops. In: Horticultural Reviews Vol. 7. Avi Publishing Company, Westport, Connecticut. 345-387 p. RIFKIN, J. y HOWARD, T. 1990. Entropía, hacia el mundo invernadero. Ediciones Urano S. A. 345 p. SALISBURY, F. B. y ROSS, C. W. 1992. Plant Physiology 4th ed. Wadsworth Publishing Company, Belmont, California. 682 p. SALTER, P. J. y GOODE, J. E. 1967. Crop Responses to Water at Different Stages of Growth. Research review No. 2. Commwealth Bureau of Horticultural and Plantation Crops, East Malling, Maidstone, Kent. C. A. B. STEVENSON, F.J. 1986. Cycles of Soil: Carbon, Nitrogen, Phosphorus, Sulfur, Micronutrients. John Wiley & Sons. 364 p. STEWART, R.N. 1969. Origin, Citology and Genetics. In: Roses. John W. Mastalerz y Robert W. Langhans, editors. Pennsylvania Flowers Growers, New York State Flower Growers Association, Inc. Roses Inc. 331 p. TRAYNOR, J., 1980. Ideas in Soil and Plant Nutrition. Kovak Books. 99 p. WESTERN FERTILIZER HANDBOOK, 1990. Horticulture Edition. Interstate Publishers, Inc. 273 p. WILLIS, H. 1984. The Rest of the Story… about Agriculture Today. A-R Editions, Inc., 315 W. Gorham, Madison, Wisconsin. 207 p. WILLIS, H. 1985. The Coming Revolution in Agriculture. A-R Editions, Inc., 315 W. Gorham, Madison, Wisconsin. 212 p. WINSOR, G. W. 1974. Investigación Sobre Nutrición. En: Producción Comercial de Claveles. English y Kinham editores. Editorial Acribia. Zaragoza (España). 241 p.

244

VI
Frutales

NUTRICIÓN DE LOS FRUTALES CADUCIFOLIOS Y FUNDAMENTOS TÉCNICOS PARA SU FERTILIZACIÓN
María Elena Anaya Maya*

1. INTRODUCCIÓN Las especies y variedades de frutales de hoja caduca, al igual que otras especies arbóreas perennes, permanecen hasta por medio siglo plantados en el mismo lugar, dependiendo de su capacidad productiva (genética de la especie) y de su adaptabilidad al medio ambiente en el que se encuentran. Este hecho, que aparentemente puede verse como algo natural y simple, tiene una gran connotación en el manejo de un proyecto de frutales, del cual se espera obtener una rentabilidad positiva y razonable al mediano y largo plazo. El buen criterio que se tenga para la selección del terreno en el cual se quiere establecer un huerto con frutales caducifolios, considerando los aspectos fundamentales sobre: especie y variedad, tipo de suelo (física y químicamente), factores climáticos: precipitación (disponibilidad de agua-riego), etc., deberá estar en conexión con el ejercicio inicial de medir los alcances del proyecto mismo en el lugar seleccionado (Figura 1), a través de un diseño de manejo óptimo del huerto que permita el uso de una tecnología adecuada, con una identificación permanente, tanto de los lotes como de los árboles (mapa del huerto, registros), con un sistema de monitoreo mediante muestreos foliares, edáficos e indicadores visuales, y así poder establecer un programa de nutrición y fertilización acorde con el potencial de productividad de la especie seleccionada, y sus condiciones particulares. 2. DESARROLLO Y FUNCIÓN DE LAS RAÍCES EN LOS FRUTALES CADUCIFOLIOS El sistema radical es la parte menos visible pero igual en importancia a las estructuras aéreas de estos árboles. Las raíces sirven de anclaje, realizan la absorción de agua y
* Ingeniera Agrónoma.

246

N<30 (edad del huerto) AJUSTE DEL PROGRAMA Evaluación condiciones climáticas y edáficas Evaluación condiciones genéticas Técnicas de manejo aplicadas Formulación de fertilizantes Tecnología tradicional FIGURA 1. Proceso de implementación de un programa de fertilización. Identificación permanente de los árboles 2. Implementación de un sistema de registro 4. Muestreos foliares y edáficos 3.TRADICIONAL Alcance proyecto CONVENCIONAL ÓPTIMO DETERMINACIÓN DE LA ESPECIE Y SUS REQUERIMIENTOS CONDICIONES PARTICULARES Características físicas del suelo y disponibilidad de nutrimentos Genética de la especie Factores climáticos Edad de los árboles POTENCIAL DE PRODUCTIVIDAD TECNOLOGÍA APLICADA DISEÑO MANEJO ÓPTIMO DEL HUERTO PROGRAMA DE FERTILIZACIÓN 1. Indicadores visuales Período N. 247 .

0 metros. y ocasionalmente. los almacenan y también sintetizan compuestos esenciales para la regulación de todas las actividades aéreas del árbol frutal. los árboles que se obtienen al injertar yemas en tales patrones.0 9.7 4. el tipo de suelo y el suministro de agua.5 18. y las consideraciones que tienen que ver con ella deben ser integradas con las que se deciden en el manejo del huerto y que afectan la parte aérea.7 11.6 7. albaricoque para ciruelo "Mirabolan".2 Peral 1. No obstante.3 Ciruelo 0.8 * Los portainjertos fueron a continuación: M4 para manzano "Jonathan".9 15.4 8.7 21. con raíces verticales profundas que pueden llegar a descender hasta los 3. El sistema de raíces en los frutales caducifolios ha sido revisado ampliamente por investigadores como Kolesnikov (1971). 248 . Cuando un árbol frutal se siembra a partir de la semilla.9 Duraznero 1. 1989.1 5. 1979. Las generalizaciones no son fáciles debido al tipo de portainjerto. Papp y Tamasi (1979). en la Tabla 1 se presenta un resumen del tamaño completo de las raíces de varias especies de estos frutales.nutrimentos transportándolos. en Faust (1989). la raíz principal se corta con frecuencia y.5 15.1 Distribución de Raíces Las raíces de los frutales caducifolios se encuentran en un andamiaje poco profundo. Datos tomados por Papp y Tamasi. de esta forma.7 4.1 3.1 19.9 3. según Faust. Pero cuando el árbol se transplanta. ya que todos estos factores juntos influyen mucho en el tamaño de las raíces. dependen de un sistema de raíces más del tipo horizontal. De este modo la raíz es una estructura muy importante dentro de todo su conjunto.* Edad 1 2 3 4 5 Manzano 3.7 10. Lógicamente. Tamaño.8 Cerezo 1. desprovistas de una estructura de eje principal fuerte.2 5. es más grande que el alcanzado por las ramas en la parte aérea del árbol. TABLA 1.6 2. albaricoque por semilla para albaricoque.0 3. La extensión de las raíces. 2.9 1. por lo general. en metros. semillero para peral. del sistema radical de algunas especies de frutales caducifolios. Atkinson (1980) y Tamasi (1986). su edad. este desarrolla un sistema radical constituido por un eje central del cual se derivan ramificaciones con raíces primarias y secundarias. Mahaleb para cerezo y cerezo ácido. el tamaño del sistema radical depende enormemente de la edad y la especie frutal caducifolia. ocupando el volumen del suelo entre los 20 y los 80 cm de profundidad.0 10.

Las raíces tienen un potencial de extenderse ampliamente.0 . el suministro del agua proviene inicialmente del suelo que está inmediatamente adyacente a la raíz. en un diámetro de 1 m2 alrededor del tronco del árbol (Faust. 249 . se pueden encontrar a una gran distancia del tronco del árbol. está centrada en el tamaño de la interfase suelo . Aún cuando el sistema radical es considerablemente largo. 1989). o en relación con el volúmen del suelo: longitud de la raíz por el volumen del suelo. el terreno adyacente a las raíces se torna más seco que el volumen total del suelo. 1980. La distribución de las raíces difiere de acuerdo con su tamaño.8 hasta 23. Atkinson encontró casos en donde cerca de un 36% y hasta un 82% del sistema de raíces tanto en árboles de manzano como de peral. Esto origina gradientes altos a nivel de la superficie de todo el sistema de raíces. Para el duraznero y el peral.000. La importancia de una densidad radical baja.80 cm. se puede esperar un índice alto de extracción de agua. expresada en valores LA bajos.0 . citado por Faust. Si hay una densidad radical baja. y entonces el índice de flujo del agua dentro de la raíz disminuye originando estrés hídrico (Faust.8 siendo el más común 2 a 6 (Atkinson. citado por Faust. LV = cm x cm-3. la mayoría de las raíces se concentran cerca del eje central. sin embargo y con frecuencia. Los valores para LA tienen un rango desde 0. 1976. a partir de la zona inmediata a la raíz. la aireación del suelo con frecuencia. LA= cm x cm-2. se ven restringidas para hacerlo ante la presencia de los sistemas radicales de los árboles vecinos. En este sentido. Si el índice de salida del agua de la zona inmediata a la raíz excede el índice de movimiento a través del suelo. con el fin de satisfacer la demanda transpiracional del árbol frutal. se encontraban dentro del área central. citado por Faust (1989). con un 70% del sistema de absorción localizado a una profundidad entre 0. Estos valores se encuentran en diversos órdenes de magnitud inferiores a los de las gramíneas que están entre 100 a 4. ni en densidades de 2. 2.2 Densidad del sistema radical La densidad del sistema radical en los frutales de hoja caduca tiene implicaciones muy importantes para la utilización del agua y de los nutrimentos. Al transpirar el árbol. es un factor determinante en qué tan profundo puedan penetrar las raíces. incluso aún en condiciones de altas densidades de siembra en manzano (Atkinson.000 árboles por hectárea según Schultz (1972). Rara vez se da el entrecruzamiento de raíces. y el agua a su vez en esta zona es reabastecida a partir del volumen que hay en el suelo. 1989). o a los de las plantas herbáceas entre 52 a 310. La mayor parte de las raíces están ubicadas entre un rango de 0. 1989).raíz. se han encontrado valores LA ocasionalmente entre el rango de las coníferas que es de 68 a 126. 1989). siendo así que una proporción alta de estas con un diámetro inferior a 1 mm.30 cm. por el área de las hojas. Dicha densidad puede ser expresada en relación con el área: longitud de la raíz.

presentan engrosamiento y así se convierten en el sistema radical perenne. pueden tener pelos radicales con un grosor de 328 micromol. señala que en estudios bajo condiciones controladas el crecimiento de las raíces de los manzanos inicia a temperaturas entre un 250 . midieron el influjo de nutrimentos en las raíces del manzano en cultivos hidropónicos. Kolesnikov (1971) mencionó que en árboles de manzano de 1 año de edad se pueden encontrar 17 millones de pelos radicales. A diferencia de la parte aérea de estos frutales. en Faust. en Faust (1989). Rogers. y toman entonces una importancia especial en condiciones de estrés hídrico en estos árboles. comparados con el de otras especies. las raíces de los frutales caducifolios se caracterizan por un contacto con el suelo relativamente limitado debido a los valores de LA bajos. El pardeamiento de la corteza va seguido por la pudrición y desintegración de ésta y. en Faust 1989). Atkinson y Wilson en 1980. con una longitud total de 3 kilómetros. en orden de satisfacer los requerimientos nutricionales de estos (Faust. Hilton y Khatamian 1973. para un número de especies y de plantas (Faust. y el inicio de su crecimiento depende básicamente del factor temperatura. 1968. 1989). Kolesnikov (1971). Luego de una a cuatro semanas empiezan a tornarse pardas y los pelos radicales se encogen (Rogers 1939. y poseen índices altos de entrada de nutrimentos. en Faust. en Faust 1989). Los pelos radicales del manzano en general son cortos. no se altera si se considera la presencia y el tamaño de los pelos radicales (Faust. de lo contrario. siendo así que las raíces de patrones de manzano. los frutales pueden llegar fácilmente no sólo a un estrés por falta de agua. 1989). 1939.Los frutales de hoja caduca poseen valores de LA bajos lo cual influye en la tasa de extracción de nutrimentos por unidad de longitud de la raíz. Esto demanda que haya una disponibilidad de éstos en el suelo bastante alta o. 2. Esto contrasta con una planta de centeno que puede tener 15 billones de pelos radicales. 1989). y debido a que las raíces leñosas en los frutales caducifolios son gruesas tienen una mejor superficie de contacto con el suelo. El grosor de los pelos radicales varía también. El contacto entre el suelo y la raíz puede mejorarse si las raíces logran un segundo engrosamiento (Head 1968. propagados sexualmente. De esta forma. que deberá ser alta. Estos valores se encuentran entre cinco y ocho veces por encima de los que determinaron Brewster y Tinker en 1972. algunas raíces al perderla.5 µmolcm-1s-1.56 µmolcm-1s-1 y para el nitrógeno de 8. y determinaron para el elemento fósforo un influjo de 0. sin embargo en las otras especies del género Prunus son largos pero irregulares (Head. 1989). con una longitud de 600 kilómetros. De acuerdo con esto. El sistema radical relativamente limitado en los frutales de hoja caduca. Las raíces crecen en su mayor parte durante la noche (Head 1965. las raíces no tienen períodos de receso. mientras que en el patrón M9 el grosor tan sólo es de 61 micromol. sino también a un estrés nutricional.3 Crecimiento de las raíces Las raíces jóvenes de los frutales caducifolios son inicialmente blancas y suculentas con pelos radicales cortos. 1989).

a una profundidad entre 0. lo cual se opone al crecimiento de la raíz. tiene un efecto doble sobre el crecimiento de las raíces. En primer lugar.14 (Hill l969. en Faust 1989). o aún en condiciones de insuficiencia. a pesar de no mostrarse síntomas visibles en la parte aérea que lo revelen. en Faust 1989). Es así que el final del pico de crecimiento de raíces coincide normalmente con el comienzo del crecimiento de las yemas activas en las ramas.3. la aplicación de “mulch” incrementó también la superficie de enraizamiento en duraznero. el del peral a temperaturas entre 6 °C a 7 °C. el secamiento del suelo provoca un efecto directo puesto que determina el crecimiento de las raíces a nivel superficial. los ápices de las raíces mueren en todo el sistema radical.0 y 8. 1989).12 a 0. Riego El suministro de agua. Reckruhm 1974. y en peral el valor de densidad de raíces (LV) pasó de 0. y el segundo pico inicia luego de que el desarrollo de éstas termina (Head 1967.1 Efecto de la nutrición de los frutales caducifolios sobre el crecimiento de las raíces El crecimiento de las raíces está influenciado enormemente por el estado nutricional general del frutal de hoja caduca. es esencial para el crecimiento de las ramificaciones terminales en las raíces. generando un incremento del 200% en la superficie de absorción (Kolesnikov 1971.rango de 4 °C a 6 °C. “Mulch” El crecimiento de las raíces en la zona superficial del suelo se incrementa mediante la adición de “mulch”. Contrasta con esto el hecho de que un exceso de dicho elemento inhibe el crecimiento radical debido. promueven la ramificación del sistema radical. y tanto los durazneros como los ciruelos inician su crecimiento de raíces a temperaturas de 12 °C. El nitrógeno estimula el crecimiento inicial de las raíces de absorción. Además. o la carencia de ésta. y de la carga de frutos que tengan estos árboles. Cuando hay deficiencias de este elemento. Lo anterior coincide con observaciones hechas en huertos en donde el crecimiento de raíces inició aproximadamente cuando el suelo alcanzó dichas temperaturas (Faust. Por otra parte. 2. Es así como el crecimiento radical en árboles de manzano fue superior en todos los diámetros. La periodicidad en el crecimiento de las raíces depende enormemente del desarrollo de las ramas y sus yemas.0 cm bajo la cobertura (White y Holloway. Por otra parte. 1967 en Faust. el potasio incrementa el peso de las raíces más eficientemente que la porción aérea del frutal caducifolio (Faust. 1989). y en particular. posiblemente. Rogers y Head 1969. a que los niveles altos de nitrógeno promueven una tasa de crecimiento alta en las yemas y ramas. en Faust 1989). el fósforo y el potasio juntos. 1989). como lo encontraron en duraznero 251 . y el peso de estas puede aumentar en un 50% cuando se hace un suministro adecuado de nitrógeno. por su parte. El calcio.

El duraznero posee un sistema radical susceptible tanto a las condiciones de sequía como de humedad extremas. los frutales de hoja caduca poseen un sistema radical con valores bajos en densidad (LA o LV). como también en suelos arcillosos con estructura fragmentaria estable y conformada por elementos pequeños. para que estas puedan respirar y así liberen toda la energía que utilizan en su crecimiento y en la absorción de elementos nutritivos. 3. por lo que requieren de una disponibilidad alta de elementos minerales. con índices altos de influjo de nutrimentos. con el fin de suministrar el agua y los nutrimentos que las yemas foliares demandan para su expansión y crecimiento. 3. al igual que los suelos limosos. Las zonas con precipitaciones altas y bien distribuidas permiten el cultivo del duraznero en suelos arenosos mezclados con algunos elementos finos. siendo muy sensible a la asfixia. el cual a su vez disminuye la eficiencia fotosintética en estos. En suelos arenosos. En este sentido. En tales condiciones. 252 . el desarrollo radical es deficiente y se ubica tan sólo en los primeros 50 cm. según Hoffman 1988. los suelos más aconsejables son los limosos pero con buen drenaje. Los suelos arcillosos con una estabilidad estructural baja generan riesgos altos de asfixia en las raíces. luego de la fase de floración plena (antésis). y el crecimiento del árbol en general es débil. y en especial en las características físicas más que en las químicas. dentro de las diferentes especies de estos frutales. las respuestas a las condiciones físicas del suelo son variadas. y en particular las que se consideran en el presente trabajo. según Faust. Muchas de las raíces de absorción (pelos radicales) son renovadas luego del período de receso. el suministro de agua a través del riego se vuelve de gran importancia en el mantenimiento de una tasa fotosintética alta en los frutales de hoja caduca. 1989. En zonas de precipitación escasa. Durante este tiempo las raíces requieren además de una disponibilidad de agua suficiente.1 Duraznero Dentro de los frutales caducifolios el duraznero (Prunus persica B.Richards y Cockroft en 1975. las raíces no pueden recibir el nivel de carbohidratos que requieren para su crecimiento normal diariamente. CARACTERÍSTICAS FÍSICAS DEL SUELO Y ENRAIZAMIENTO DE FRUTALES CADUCIFOLIOS En general. ya que un contenido bajo de humedad en el suelo provoca un estrés en los árboles. Boyton y Compton. recomiendan que la atmósfera del suelo tenga una cantidad de oxígeno aproximadamente igual a la que hay en el aire de la superficie de éste. En segundo lugar. en donde este peligro es considerable dada la presencia de encharcamientos así sean temporales. de un buen contenido de oxígeno en la atmósfera del suelo. Sin embargo.) es quizás la especie más exigente en las propiedades específicas del suelo. se causa un efecto de tipo indirecto. debido a una escasa reserva hídrica en el suelo.

Por el contrario. o de una actividad metabólica en las raíces muy reducida. Cuando los suelos son arcillosos y con estructura continua. la penetración de las raíces es casi nula. 1982. DETERMINACIÓN DEL ESTADO NUTRICIONAL DE LOS FRUTALES CADUCIFOLIOS La nutrición es una de las vías más efectivas que influyen en la productividad de estos árboles frutales. En los frutales de hoja caduca. si estos suelos tienen una aireación deficiente. bajo condiciones de suelos arenosos. los frutos tendrán un crecimiento limitado. En comparación con el análisis del suelo. 1989). Para poder lograr los resultados deseados. el cual puede ser bastante diferente de lo que hay disponible en el suelo. a pesar de tener un sabor muy dulce.3 Ciruelo En general. llegando hasta profundidades inferiores a los 30 cm. Así se genera un desarrollo pobre de estos frutales. el cultivo de manzanos puede ser muy bueno. de condiciones de humedad bajas. Una extracción baja puede ser el resultado de una aireación escasa.3. En suelos limosos que posean buen drenaje. Si por el contrario se ubica en suelos pobres y secos. sistemas radicales extensos y bien desarrollados que exploren a fondo dentro del suelo. una extracción de nutrimentos alta puede reflejar condiciones de humedad óptimas. permitiéndole un enraizamiento profundo. a través de un suministro adecuado de nutrimentos. 1945) y refleja las condiciones de extracción de estos mejor que el estado nutricional del suelo (Mengel y Kirkby. el manzano presenta un enraizamiento superficial. el análisis foliar y/o de tejidos para estos frutales. una regularidad en las cosechas y con frutos grandes. frescos y fértiles. los árboles serán poco vigorosos.2 Manzano A1 igual que el duraznero. en donde tiene un vigor creciente. el análisis foliar y/o de tejidos es la integración de todas las circunstancias que influyen en la disponibilidad de los nutrimentos (Lundegardh. citados por Faust. De otra parte. 4. la condición del suelo y la condición del árbol juntas determinan el índice de extracción de elementos. se debe conocer el estado nutricional de estos. se convierte en la guía más conveniente y la de mayor precisión. Los suelos con un porcentaje de carbonatos libres igual o superior al 15% generan clorosis en los árboles de manzano. siendo muy apropiados para el cultivo del manzano. poco longevos. para la determinación del estado nutricional en estas especies perennes. 3. esta especie es la más « rústica» de los frutales caducifolios y se desarrolla muy bien en suelos permeables profundos. o 253 . Por lo tanto. pues la capacidad de reserva hídrica es muy reducida. y de rendimientos bajos. No sucede lo mismo cuando son arcillosos pero con estructura fragmentaria. estable e integrada por elementos pequeños.

ésta es la época cuando se pueden utilizar las hojas para determinar el estado nutricional de los frutales caducifolios. Cuando se determina el estado nutricional en las hojas. asociadas con síntomas de deficiencia.índices de fotosíntesis altos que suministren cantidades de carbohidratos suficientes a la raíz para un metabolismo óptimo. y sobre la base del peso seco en pulpa de manzana. Cuando el crecimiento de estos frutales disminuye por alguna razón. Este concepto se ha vuelto especialmente importante cuando se aplica a la capacidad de almacenamiento de elementos que poseen los frutos. 1989). la fruta sufrirá el ataque de enfermedades y no podrá ser almacenada (Shear. pueden existir una multiplicidad de relaciones entre los diversos elementos. 1946. el Fósforo y el Potasio. propiciará una toxicidad por Boro. Es así como. Si por el contrario. 4. citados por Faust (1989). plantearon que el crecimiento de estos frutales está en función de dos variables de la nutrición: intensidad y equilibrio. es vital establecer los diversos rangos del estado nutricional de éstos: a) Las concentraciones de nutrimentos en la hoja.1 Composición Nutricional de las hojas. Para la aplicación del análisis foliar en la nutrición de estos frutales. esta fruta puede ser almacenada durante un período largo y en muy buenas condiciones. bajo cualquier nivel dado de intensidad nutricional. citados por Faust. otros como el Calcio y el Magnesio. ciertos elementos pueden acumularse más que cuando el crecimiento ha permanecido en un índice alto. Debido a que la concentración de elementos es relativamente estable durante el período que va de los 110-125 días después de la floración. Si este es muy elevado. A pesar de estas consideraciones tan importantes. puesto que ofrece la ventaja de facilitar la computarización y de simplificar su interpretación (Faust. en cambio. disminuyen con la edad de las hojas. encontrándose ambas relaciones con concentraciones similares de este elemento (Shear y colaboradores. 1989). con una relación de N/Ca igual a 10. algunos de éstos pueden ser diluidos más de lo esperado bajo una tasa de crecimiento normal (Faust. tendrá un efecto mínimo en esta toxicidad. La concentración de nutrimentos en las hojas de los frutales caducifolios cambia con la edad de estas. 1989). Algunos elementos como el Nitrógeno. 254 . 1989). El crecimiento y la productividad máximos se dan solamente sobre la coincidencia de una intensidad y un equilibrio óptimos. una relación K + Mg/Ca alta. Shear y colaboradores (1946). Una relación Ca + K/Mg consistentemente alta. Un contenido elevado de un nutrimento en los frutales caducifolios puede manifestar un suministro inadecuado de otro elemento. citado por Faust. Las relaciones antagónicas o sinergísticas entre los elementos deben tenerse en cuenta para la interpretación de los resultados del análisis foliar. la relación N/Ca aumentan a 30. la mayoría de los resultados sobre análisis foliar se reportan en porcentaje. aumentan (Faust. 1974. y en las prácticas de fertilización. 1989).

es importante tomar las hojas de la parte media de las ramas y de la parte media del árbol.70 0.1 Nitrógeno Los frutales caducifolios utilizan el nitrógeno a partir del suelo.5 .5 .0 0. Las concentraciones óptimas de elementos en las hojas. dependiendo de los procesos metabólicos de la parte aérea. Por otra parte.1 .11 1. 1989).1. para las diferentes especies caducifolias.b) Los rangos de concentraciones de elementos nutricionales en ausencia de síntomas.15 0.15 1. las cuales TABLA 2. Por ejemplo. los durazneros demandan una concentración de nitrógeno mucho mayor que los manzanos para lograr un crecimiento óptimo. 5. sobre los cuales los frutales de hoja caduca responden a las aplicaciones del que se encuentra insuficiente.2. la concentración de los elementos nutricionales requeridos varía con la especie frutal caducifolia.1.2. d) Los rangos de concentraciones en los cuales los nutrimentos producen toxicidad o efectos poco deseables (Faust.1. 1989). Deficiente 1. 1989.0 0. en los cuatro puntos cardinales.8 .35 0.00 Insuficiente 1. FUNCIONES DE LOS ELEMENTOS NUTRICIONALES EN LOS FRUTALES DE HOJA CADUCA 5.* Elemento N K Mg P Ca * Faust. cambian de acuerdo con la posición que tengan estas en el frutal. y para lograr uniformidad en el muestreo. Además. A continuación se muestran estos rangos para el manzano (Tabla 2) y para el peral (Tabla 3).0 .8 Elevado 2. c) La concentración nutricional óptima asociada con el rendimiento máximo y la calidad de los frutos. Este es utilizado ampliamente en las raíces. se muestran en la Tabla 4.9 .22 1. Rangos de nutrimentos en manzano (% peso seco).1 0.25 0.4 - 255 . También es conocido que las concentraciones nutricionales en la hoja.80 0.2.4 Óptimo 2.2 1. Por esta razón.5 0. cambian de acuerdo con la ubicación geográfica (Faust.3 2.

2 .01 < 0.2.13 0.70 .2.51 .8 .5 0.1.70 < 0.40 200 121 .0. y definieron que NUE es: NUE = fertilizante nitrogenado absorbido/árbol/10 días fertilizante nitrogenado total aplicado/árbol/10 días A través de los resultados obtenidos se vió que el nitrógeno no es tomado por estos 256 . 1989).50 0.7 0.2 .220 > 50 21 .4 .10 < 0.0.90 > 0.0.26 0.19 60 .5 > 0.05 Elementos menores Fe Mn Zn Cu B * Van Der Zwet y Childers.90 > 0.0 1.2.3 .59 10 .3 0. 1982. Alto 2.50 > 40 > 50 > 90 > 220 requieren cantidades considerables de carbohidratos.200 60 .8 .0. Rangos estándar en la composición nutricional de las hojas del peral (% peso seco).17 .29 0.120 20 .01 .80 .* Elemento N P K Ca Mg S Na Cl Deficiente < 1.30 .30 > 2.0.1 0.13 .1 0. estudiaron y midieron la extracción de nitrógeno a través de la eficiencia en la utilización de este elemento (NUE).50 9 .20 1.1.26 < 0.16 Óptimo 2.2 0.10 .0.0 2.TABLA 3.02 > 0.0.80 < 0.7 > 0.3.21 .3.0.8 < 0.7 0.20 20 .10 . no es de sorprenderse que la eficiencia en la extracción de nitrógeno sea alta sólo cuando el árbol realice la fotosíntesis (Faust.0. en árboles de ciruelo. Weinbaum y colaboradores (1978).19 5-8 10 . citados por Faust (1989). durante nueve períodos de diez días.10 < 60 < 25 < 10 <5 < 10 25 .14 .0.05 .10 Bajo 1.02 0.13 < 0.30 > 3.2. De este modo.10 Exceso > 3.

4 Fe 85 100 180 120 120 120 B 35 45 45 45 45 35 ppm Zn 25 35 30 30 30 30 Cu 6 30 10 10 10 10 Mn 25 30 30 80 60 50 * Kenworthy y Martin (1966).3 20.5 Ca 1.5 2. disminuye cuando las hojas están en senescencia.0 2.* Estado fenológico Dormancia Hinchamiento de yemas Crecimiento de brotes Período de aplicación KNO3 Enero 16 . TABLA 5. Concentración óptima de nutrimentos en hojas de frutales caducifolios.75 4. Shear y Faust (1980).5 2.2 0.6 0.5 Mg 0. las actividades iniciales tempranas dentro de este en primavera. 1978. y cesa cuando estas caen finalmente (Tabla 5).91 32.66 Terminación crecimiento de brotes Caída de hojas Dormancia * Weinbaum y colaboradores.14 3.2 0. 2.5 2.13 NUE % 4.73 16.5 P 0.34 30.12 Mayo 14 .20 Octubre 22 .0 3. Faust (1989).1 0.frutales antes de que inicie el crecimiento de yemas.3 0.02 32.* % en peso seco N Manzano Albaricoque Cerezo Duraznero Peral Ciruelo 2.19 Agosto 6 . Extracción de Nitrógeno por el árbol del ciruelo.0 3. TABLA 4.4 0.24 Julio 9 .4 0.5 2.noviembre 1 Diciembre 3 .26 Marzo 5-15 Abril 2 .4 0.0 1.52 39.8 2.16 Septiembre 10 .2 2. Debido a que el nitrógeno no puede ser tomado por el árbol frutal antes de que inicie el crecimiento de brotes.5 1.4 0. en Faust 1989.5 2.3 0. 257 .2 K 1.8 1.73 35.

escasas y cloróticas. Consecuentemente. 1989). 1982). De los frutales caducifolios los más sensibles a un exceso son el manzano y el peral.2 Calcio Uno de los elementos minerales quizás más importante en la determinación de la calidad de los frutos en lo referente a conservación. El proceso de acumulación de calcio ha sido más estudiado en peral y en manzano. siendo el duraznero y el ciruelo menos susceptibles. En general. pero con un porcentaje bajo de fructificación. defoliación prematura. mejora la iniciación de yemas florales. citados por Faust (1989). 1984. que en cualquier otro caducifolio. La deficiencia de nitrógeno provoca crecimiento lento. este elemento no sólo necesita ser tomado por el árbol frutal. la aplicación de nitrógeno incrementa el tamaño de las hojas y el índice de fotosíntesis temprano. Los síntomas de deficiencia de calcio en las hojas solamente pueden verse si la deficiencia es inducida en condiciones experimentales de cultivo en arena. el cual al parecer. La mayoría de las respuestas de los frutales caducifolios a la nutrición con nitrógeno pueden ser clasificadas dentro de tres grupos: a) Respuestas vegetativas. y el efecto del calcio sobre la capacidad de almacenamiento no puede ser sustituida por otros factores (Faust. Muy importante en las especies peral y manzano. 1989). Aparentemente. dado que sus frutos deben ser almacenados durante períodos largos de tiempo. La nutrición cálcica es compleja. un exceso de este elemento sensibiliza los árboles al ataque de enfermedades y plagas. pueden ser transportados mejor y permanecer en buenas condiciones durante bastante tiempo. c) Respuestas que involucran las características de los frutos. es el calcio. la acumulación de este se da sólo durante la primera fase del crecimiento del fruto (Faust. Titus y Kong. sino además ser transportado hasta el fruto. 1989). b)Respuestas que involucran los frutos. las cuales son almacenadas en forma de proteínas de reserva (Swietlik y Faust. encontraron a través de sus investigaciones que tanto la extracción de calcio como de magnesio está restringida a un área justo detrás de los ápices de las raíces. frutos pequeños y coloreados. Por el contrario. La velocidad de la hidrólisis de tales proteínas dependerá de la temperatura a la cual se presenta el rebrote en los frutales caducifolios (Faust. floración precoz y abundante. 5.están determinadas por las reservas de nitrógeno dentro del frutal. Russel y Clarkson (1976). Aún bajo condiciones de 258 . debido al hecho de que el calcio se requiere sobretodo en el fruto. de maduración prematura y caída precoz. Es así como los frutos con altos contenidos de calcio. La concentración de calcio en el tejido necesaria para lograr estos resultados es usualmente superior a las concentraciones que acumulan normalmente los frutos. hojas pobremente desarrolladas.

Parece ser que. el crecimiento en los rebrotes terminales de las raíces se reduce al extremo de frenar el crecimiento radical. bajos en aroma y pierden la capacidad de tolerar bajas temperaturas en los períodos de conservación de frutos a 0 °C durante tiempos largos. ante un suministro bajo de calcio y/o un desequilibrio de éste con otros elementos como el potasio y el magnesio. 1971. Es así como en el género Prunus. con un enrollamiento de los bordes de las hojas. El crecimiento de los frutales caducifolios se ve también bastante afectado cuando el nivel de concentración de potasio en las hojas está por debajo del 1%. el nitrógeno.deficiencia. el cual se vuelve sensible a la incidencia del «bitter pit» en los frutos. 1989).3 Potasio El Potasio es el catión más abundante en el citoplasma. 1935). Batjer y Degman (1940) presentaron los resultados obtenidos en experimentos bajo invernadero. 1989). el diámetro del tronco y el crecimiento total lineal. el magnesio. en la mayoría de las condiciones donde se cultivan estos frutales hay suficiente Ca++ para satisfacer la formación de las paredes celulares en las hojas y en la madera frutal (Faust. la carencia de potasio se manifiesta de forma similar. lo cual hace que la transpiración se reduzca. A diferencia del calcio. similar a otras plantas. el potasio (K+) se acumula en grandes cantidades en los frutos. la longitud lineal de las ramas. Dentro de los frutales caducifolios. el funcionamiento de los estomas. Por otra parte. en los cuales con dichos niveles bajos el crecimiento se redujo. citado por Faust. estos frutales pueden tornarse bastante susceptibles a la incidencia de «chancros» si la nutrición cálcica es insuficiente o deficiente. los frutos se vuelven inconsistentes. la síntesis de proteínas. Además pueden presentar secamiento en algunas de sus ramas y un debilitamiento en el sistema leñoso. de afuera hacia adentro. se desarrollan usualmente cuando los árboles tienen una cargo de frutos excesiva (Faust. Cumple funciones muy importantes en la estabilización del pH. 1989). En los frutales de hoja caduca. la osmoregulación. Un exceso en el suministro de potasio. los síntomas de deficiencia de este elemento. la especie más susceptible a la deficiencia de este es el manzano. 5. Por otra parte. Durante medio siglo se ha sabido que una deficiencia de K+ puede reducir la transpiración en árboles de manzano (Childers y Cowart. y el fósforo. conduce a un efecto antagónico con otros elemen- 259 . la fotosíntesis y la extensión y expansión celular. la activación de enzimas. En general. y una deficiencia de este puede hacer que estos se cierren. tornándose luego en un necrosamiento marginal. los síntomas sólo se pueden observar si los frutales están en un crecimiento rápido (Shear. La apertura de estomas requiere una acumulación de potasio en las células guarda. reflejándolo en la altura total de estos frutales.

tienden a responder bien a las adiciones de fósforo (Faust.5 Magnesio El cloroplasto contiene cerca del 10% . Por esta razón el magnesio es uno de los constituyentes más importantes de la clorofila. el efecto de la micorriza en el incremento del crecimiento de los frutales caducifolios es mínimo a casi nulo. los frutales cultivados bajo condiciones de nitrógeno en abundancia. las cuales ayudan en la absorción del fósforo como elemento nutricional para éstos. 1980. los frutos pierden su aptitud de conservación prolongada a 0 °C. De otra parte. no se observan cuando hay un suministro de fósforo en cantidades suficientes al suelo (Hopner y colaboradores. tiende a acentuar la deficiencia de nitrógeno. Por lo general. Es así como los niveles de fósforo en el árbol de manzano han sido correlacionados positivamente con la firmeza de los frutos y. y no tiene mucha especificidad.20% de magnesio. 5. Por otra parte. teniendo el peral un contenido algo inferior a éste. las respuestas de crecimiento debidas al efecto de la micorriza en los frutales caducifolios. citado por Faust. un 25% del total de las proteínas de las células de la hoja se encuentra también en el cloroplasto. debido a que se disminuye sensiblemente el proceso de infección de las raíces por el hongo. La más común es la vesículo arbuscular (VAM) la cual es un hongo simbiótico obligado. Por lo tanto. Además se le considera un «antídoto» del exceso de nitrógeno. En términos generales. cuando se suministra fósforo. Lo que se afecta es la concentración en los frutos. es imperioso mantener niveles de fósforo suficientemente altos dentro del árbol. La concentración de fósforo en las hojas de las otras especies de frutales caducifolios (duraznero. En la mayoría de los casos el incremento en la extracción de fósforo es el efecto inicial detectado en dicho crecimiento. en la floración y en el cuajado de los frutos. Es así como la endomicorriza crece a la vez entre e intracelularmente en la corteza de la raíz de los frutales caducifolios. Por lo general. Adicionalmente. ciruelo. y cerezo) es similar. Además. En los frutales de hoja caduca el fósforo juega un papel importante en el desarrollo radical. hierro y boro. Entre 260 .tos como: magnesio calcio. como en el manzano. los frutales de hoja caduca poseen micorrizas en su sistema radical. 1989). En estos frutales no se han llegado a observar síntomas de deficiencia en las hojas. 1983. y en contraste. esencialmente.4 Fósforo Una de las funciones más conocidas del fósforo tiene que ver con el mecanismo de transferencia de energía incluyendo la generación de ATP y la formación de azúcares y ésteres. un suministro excesivo de fósforo en estos frutales. 1989). este tiene también una función reguladora en muchos procesos enzimáticos en donde el Pi controla el indice de reacción. citado por Faust. negativamente con el trastorno con temperaturas bajas (Sharples. 5. siendo el primero el más frecuente y acentuado. 1989). La micorriza incrementa con frecuencia el crecimiento de estos frutales.

Lo anterior explica porqué una deficiencia de éste afecta particularmente el tamaño. Los árboles deficientes en magnesio también producen frutos pequeños. En el duraznero se presenta además de los otros síntomas.otras funciones. 1989). Las deficiencias prolongadas de este elemento en el manzano provocan un secamiento de los tejidos primarios en la corteza de los troncos y de las ramas principales. y las hojas finalmente se caen. estos frutales se pueden volver muy sensibles a las quemaduras causadas por las aplicaciones de pesticidas. en las de pulpa amarilla. el tamaño del fruto en árboles pobres en magnesio dependerá más de un factor que afecte la fotosíntesis (Faust. De esta forma. este elemento juega un papel importante en la transferencia de los fosfatos ricos en energía. 1989). Entre los frutales caducifolios el más sensible a la carencia de magnesio es el manzano. tomando coloraciones pardas y violáceas. aquellos que tengan frutos mostrarán los síntomas de deficiencia siendo más acentuados en las hojas cercanas a estos. la estructura y la función en el cloroplasto. y debido a una nutrición escasa en magnesio. l953). en el caso de una deficiencia es transportado desde las hojas adultas hasta las hojas nuevas. las primeras en verse atectadas por la clorosis y posterior caída son las hojas mayores (Faust. Mientras que en las hojas de manzano la concentración de calcio. En los frutos se desmejora la calidad y. pueden presentar similitud en la sintomatología con el manzano. una coloración amarillo-brillante (MacLung y colaboradores. Por consiguiente. incluyendo la transferencia de electrones al fotosistema II (Marschner. Después de un período de 24 a 48 horas de presenter clorosis aparece un necrosamiento del tejido en la zona antes clorótica de las hojas mayores (Trocme y Gras. Las otras especies de frutales caducifolios. La fotosíntesis total de estos frutales se ve severamente afetada por la defoliación. Si los frutales caducifolios tienen un suministro pobre de magnesio. guardando simetría con la nervadura principal de esta. con base en el peso seco. y sólo en casos extremos se torna necrótica. Por otra parte. para el metabolismo del ATP. en casos extremos. 1986. La deficiencia de magnesio provoca una clorosis internerval en las hojas adultas. Como este es un ión móvil en los frutales. caen prematuramente al iniciar apenas su crecimiento. es cerca de 5 veces más que la de magnesio en el fruto. Los frutos requieren cantidades considerables de magnesio. una clorosis marginal en las hojas jóvenes con coloraciones amarillas a rojizas. en condiciones deficientes en magnesio. al realizar una absorción muy rápida de estos. El sustrato en la mayoría de las ATPasas es Mg-ATP. la concentración de magnesio en este es el doble de alta a la de calcio. citado por Faust. pero son menos susceptibles que éste. en las variedades de pulpa blanca y. el cual manifiesta una clorosis en algunas zonas del limbo de la hoja. 261 . 1979). 1989).

1987. Sin embargo. ya que la inhibición de esta enzima provoca la acumulación de ácidos orgánicos en ellos (Faust. Las deficiencias de hierro en estos frutales muestran diversos grados de clorosis intervenal en las hojas (Korcak. la cual cataliza la isomerización del citrato a isocitrato. Zn. Si está alrededor de 25 ppm. Esto es muy importante en estos árboles frutales. como es el caso de “bitter pit” en manzano. en la formación de la pectina de las membranas celulares. muy visibles. la manifestación predominante fue la deficiencia de hierro (Zhou y colaboradores (1986). Cuando se presentaron múltiples deficiencias de Mn. 1989).1 Hierro El hierro es un constituyente esencial de los sistemas de reducción tanto en las plantas como en los árboles frutales. Los citocromos. y se acentúa con niveles altos de nutrición magnésica. 6. Tales sistemas son las hemoproteínas y las sulfoproteínas Fe-S. y se observarán tan sólo problemas secundarios que involucran al calcio (Faust. citados por Faust. inducidas en semilleros de árboles de manzano. ya es insuficiente.40 ppm. en el de los cationes especialmente el calcio. UTILIZACION DE NUTRIMENTOS MENORES POR LOS FRUTALES CADUCIFOLIOS 6. el cual se previene con un suministro adecuado de calcio. Es un componente de la enzima aconitasa. En los frutales caducifolios el boro interviene en la absorción de agua. 1989). se pueden desarrollar y/o acentuar algunos desórdenes motivados por una concentración alta de magnesio. Existen diversos rangos de deficiencia de boro bajo los cuales responden estos frutales. se manifiestan síntomas en la parte vegetativa del manzano.2 Boro La forma apropiada para que este sea tomado por las plantas es el ácido bórico. El rango normal de concentración de B en las hojas de las ramas medias del manzano está entre 35 . Cuando la concentración de B está por debajo de 12 ppm. el de 11-17 ppm deficiente. 1989). Otras especies de estos frutales le siguen en el mismo orden de importancia: en el duraznero un rango de 10 ppm corresponde a una deficiencia severa. La expresión de esta clorosis puede ser confundida por la aparición simultánea de deficiencias de otros micronutrimentos.La toxicidad por magnesio no ha sido observada como tal en los frutales de hoja caduca. y en el metabolismo de los glúcidos. 6. La deficiencia se desarrolla en el fruto cuando la concentración de B en las hojas está entre 14 y 21 ppm (Oberly. uno de 18-30 ppm insuficiente. 1963. con incrementos en la severidad de los síntomas. el rango 262 . se encuentran en el cloroplasto y en la mitocondria. Una porción sustancial de boro existe en las plantas superiores como complejo estable del éster cis-borato. citado por Faust. citado por Faust. 1989). en la pared celular. 1989). y Fe. los más importantes de las hemoproteínas.

6. 1966. con hojas terminales reducidas y las hojas basales frenan su desarrollo. el de 60-80 ppm alto y el rango de 81-155 ppm excesivo (Kamali y Childers. citados por Faust. 1946. producción de goma. En el árbol de manzano. En el peral. si la deficiencia de B es aguda. En el duraznero. 1989). con áreas de color café dentro de la zona central del fruto. Si la deficiencia es ligeramente más severa. 1989). una «roseta» de hojas (Burrell. Una cantidad tan baja como 1. 1966. venas amarillas y rojas en las ramas terminales. Phillips y Johnson. citados por Faust. se produce un engrosamiento de las hojas. citados por Faust. puede provocar toxicidad (Eaton y colaboradores. y si se desarrollan en la fase temprana de crecimiento de este. seguido de una muerte progresiva del cambium y la parte interna de esta. y en el ciruelo sólo se observan los frutos mal formados pero sin pardeamiento (Benson y colaboradores. redonda o irregular. 1989). 1970. que es rápi263 . Las masas celulares muertas se tornan secas. un encorchamiento en las nervaduras de estas. mostrará muerte descendente de las ramas al finalizar la época de verano. 1989). Existe un margen muy pequeño entre la toxicidad y la suficiencia de boro. En el peral. se produce una zona corchosa interna.5 ppm de B en el agua para riego. La toxicidad causada por B en el manzano se manifiesta en una maduración precoz del fruto.3 Zinc El zinc actúa como un componente metálico de las enzimas. citados por Faust. 1989). citado por Faust. Los síntomas de deficiencia de boro se ven con frecuencia en los frutos antes que se manifiesten en las ramas y/o las hojas.30-59 ppm óptimo. Esencialmente el agua de riego debe estar libre de B. o como un cofactor para un número enorme de estas. los entrenudos se acortan formando usualmente. 1989). una caída prematura de estos. En el manzano. y en el duraznero a las 80 ppm (Kamali y Childers. 1989). el efecto suave de una deficiencia de este se manifiesta con el aplanamiento del fruto. necrosamiento de la corteza. 1943. citados por Faust. una vida corta de almacenamiento con los respectivos desórdenes fisiológicos (Haller y Batjer. la superficie encima de las manchas se deprime. la toxicidad con boro se produce a través del agua de riego. 1989). La incorporación del Zn en la deshidrogenasa del alcohol es muy importante para los frutales caducifolios. la cual se ve claramente al hacer un corte de este. las ramas son cortas. se presentan áreas similares de color café pero muy cerca de la superficie del fruto. 1940. el efecto de una toxicidad puede verse a las 70 ppm (Faust. nudos alargados. citados por Faust. citados por Faust. y muerte de los ápices de las ramas (Benson y colaboradores. no publicado). 1941. La madurez total del fruto contiene siempre una superabundancia de piruvato el cual se transforma en acetaldehído. duras y corchosas (Boynton y Oberly. 1970. y muerte de pequeñas zonas de la corteza cerca de las puntas. Por ejemplo en el manzano. el pardeamiento interno se desarrolla con frecuencia alrededor de la cavidad del hueso. 1966. En los ciruelos. Con frecuencia.

y con frecuencia llegan tan bajo como 5 ó 6 ppm. 264 . Dentro de las pocas enzimas que contienen Mn. El síntoma más importante de una deficiencia de Zn es “la hoja pequeña”. citado por Faust (1989). asociada con una reducción del contenido de auxinas en los ápices de los brotes. las hojas pierden por completo el color y se produce una defoliación fuerte. moteadas. Niveles de Zn en las hojas por debajo de 25 ppm con base en el peso seco de estas. En suelos ácidos. ya que esta protege los tejidos celulares del efecto de deterioro provocado por los radicales libres de oxigeno al formarse H202 y 02. contienen por lo general menos de 17 ppm. 1966. citados por Faust. 1969). 1986). 1989). Las hojas producidas son pequeñas. Encontró que el cerezo es más susceptible que el manzano. la superóxidodismutasa es la más importante. algo parecida a la provocada por el Fe. indican su toxicidad. Chandler (1979). el manzano. Por el contrario. los frutales caducifolios manifiestan más una toxicidad por Mn que una deficiencia de este. 1966. angostas y agrupadas en forma de racimos hacia el extremo de las ramas (Boynton y Oberly. y éste más sensible que otros frutales de hoja caduca. Las hojas normales del peral. en donde actúa como un sitio de enlace activo. observó que los frutales caducifolios son más susceptibles a la deficiencia de Zn que muchos cultivos anuales. se observan hojas angostas y empequeñecidas. previniendo dicho efecto (Faust y colaboradores. reducción en el crecimiento. 1989). de apariencia anormal. Cuando la deficiencia de Zn es incipiente. 1989). son indicativos de deficiencia (Boynton y Oberly. reducción en la formación de yemas florales. La clorosis se desarrolla en las hojas adultas. o sirve como sistema de reducción (Marschner. y una necrosis interna en la corteza.4 Manganeso El papel del manganeso en las plantas es presumiblemente como elemento estructural de las metaloproteínas. 1966. y no está asociada con la pérdida de vigor en estas (Boynton y Oberly. La toxicidad de Mn en manzano se manifiesta con clorosis en las hojas. ayudada también por el viento (Thorne y Wann 1950. En casos de deficiencia severa. caída prematura de estas. 6. citados por Faust. El acetaldehído es una forma tóxica para las células y provoca el pardeamiento en los frutos. El síntoma más característico de esta deficiencia es el arrosetamiento de las hojas y de los brotes terminales. De este modo. y el síntoma de arrosetamiento no es evidente. 1989).damente convertido a etanol por la deshidrogenasa del alcohol. se expresa típicamente como una clorosis intervenal en las hojas adultas. es de vital importancia que su conversión en alcohol se realice. citados por Faust. el duraznero y el cerezo tienen un rango alrededor de 70-85 ppm de manganeso. citados por Faust. La toxicidad está asociada con frecuencia a la deficiencia de Fe. las hojas que muestran clorosis por deficiencia de este elemento. La deficiencia de Mn en los frutales caducifolios. y las manchas de color café en las hojas cloróticas por deficiencia de hierro que contienen usualmente niveles altos en Mn.

6. Las funciones del Cu como elemento nutricional en las plantas están principalmente en las reacciones de reducción de las oxidasas terminales. La concentración normal de azufre en las hojas medias terminales del duraznero sobre peso seco fue de 0. se verán permanentemente disparejos y con una deficiencia en el crecimiento que no podrá ser corregida (Faust. 1989). es llevar el pH del suelo a un rango de 6 . En los frutales de hoja caduca se conoce muy poco sobre las funciones específicas de este. el cobre se presenta en forma de complejo. El síntoma más representativo de la deficiencia de Cu es la muerte descendente de las ramas que están creciendo vigorosamente. 265 . cisteína y metionina. mientras que las normales 150 ppm (Faust. citado por Faust. entre 7 -30 cm. Ambos.La reducción de los síntomas de toxicidad por Mn en el manzano. han reportado deficiencias de S. Solamente dos zonas en el mundo. muere (Dunne 1946. La deficiencia de este es muy parecida a la provocada por deficiencia de nitrógeno: las hojas toman un color amarillo pálido. seguido de un desarrollo de áreas necróticas en éstas. A pesar de que este cumple funciones tan importantes dentro de las células de los frutales caducifolios. Las hojas terminales deficientes en S contenían 100 ppm de S.6 Cobre Tanto en las raíces como en el xilema. citados por Faust. 1989). 1989). Australia y el centro del estado de Washington.5 antes de sembrarlos porque cuando el desarrollo de los árboles jóvenes sea insignificante. el cual tiene una influencia tanto en la absorción como en la translocación de éste en el frutal (Fucik y Titus. 6. que el uso de hojas medias terminales.3% (Thomas y colaboradores 1954. y finalmente la parte superior de las ramas. 1965. El azufre es un componente estructural de las coenzimas. citado por Faust. Benson y colaboradores (1963). 1989). ferredoxina. forman parte de las proteínas y de los precursores de otros productos secundarios que contienen S. recomiendan utilizar las hojas terminales para el análisis foliar en la determinación del nivel de S en el manzano. 1989).5 Azufre El azufre es un constituyente de los aminoácidos: cistina. Normalmente aparecen manchas de color café en las hojas terminales. citados por Faust (1989). la utilización de las hojas terminales en este análisis foliar es un método más sensible para la determinación de azufre. que en las hojas basales de las ramas (Benson. citados por Faust. siendo más acentuado en las hojas jóvenes. 1989). 6. biotina y pirofosfato de tiamina. A su vez. De acuerdo con ellos. 1962. La práctica más efectiva para proteger a estos frutales contra una posible toxicidad por manganeso. la ejerce el calcio. desde el punto de vista de producción puede no serlo.

K.La concentración de Cu en las hojas de manzano.9 ppm en árboles sanos (Faust.2 . Es así como por debajo de un pH de 4.41 ppm en árboles sanos. 6. siendo el manzano más resistente que el duraznero. disminuye la extracción de Ca. citado por Faust. debido a que las raíces de los árboles jóvenes aún no han penetrado el suelo a bastante profundidad. 1989). 1960.7 Molibdeno En las plantas superiores el molibdeno juega un papel muy importante sólo en dos enzimas. Al parecer. en 11. 1989). 6. en ciruelos. 1960) y en el portainjerto Mirabolan (Hoagland. y de 3 -12 ppm en árboles hortalizas en Colombia* está entre 3. la del peral árboles con muerte descendente. 1941. El albaricoque es relativamente sensible. cuando la concentración de As en la hoja con base al peso seco es de 6 ppm.0 el Al se encuentra en forma Al+++.9 Aluminio A través del mundo. 1989). se debe al efecto residual en el suelo. y las hojas tienen una abscisión prematura.4 ppm de Al en la solución del suelo genera desbalance en la nutrición de estos frutales. está entre 3 . P. La toxicidad se presenta en el albaricoque. el nivel de Mo fue de 0. un nivel de 3 . Usualmente. 1989). l966. Guía general para la fertilización NUTRIMON de algunassanos. se encontraba normal. la nitrogenasa y la nitrato reductasa (Marschner 1986. Se limita el crecimiento radical y así mismo el crecimiento del árbol. 1941). y de Fe. 1989). citados por Faust. la toxicidad se presenta cuando se hace resiembra del huerto. citados por Faust (1989). mientras que los ciruelos no presentan toxicidad ni aún a 13 ppm (Benson y colaboradores. citados por Faust.16 ppm. la cual fue progresando a lo largo de las márgenes o bordes de las hojas. La presencia de Al en las raíces.8 Arsénico La incidencia de daños por As. y finalmente se caían. con base en peso seco. Zn. pero los ciruelos y los durazneros son más tolerantes. en frutales caducifolios. de las aspersiones pesticidas realizadas en los huertos (Blodgett. 1989). y entre 10 .5. tanto en manzanos como en durazneros (Kirkpatrick y colaboradores l975. cuando la deficiencia fue visible. y provoca una toxicidad en estos frutales. Inicialmente apareció una clorosis media uniforme en las hojas jóvenes seguida de una quemazón en el ápice de las hojas adultas. M. Cuando el nivel de molibdeno en las hojas del manzano estuvo en 0. 1943. 6. Los síntomas aparecen en el follaje como manchas marginales intervenales de color café a rojizo. citados por Faust. Mg.1 ppm en árboles afectados. los suelos ácidos con aluminio son una limitante para los frutales caducifolios. Lindner. Los síntomas de deficiencia fueron inducidos a través de soluciones nutritivas con manzano (Fernández y Childers.4 TABLA ppm.05 ppm (Fernández y Childers. está entre 1 . citados por Faust. 266 . y entre 7 .4 ppm en árboles deficientes. Muy poca información hay sobre la nutrición con Mo en los frutales de hoja caduca.

FOTOGRAFÍA 2. 267 .7. Deficiencia de potasio en una hoja de duraznero. 3 4 FOTOGRAFÍA 3. A la derecha una hoja normal. Deficiencia de nitrógeno en una hoja de duraznero. A la derecha una hoja normal. Deficiencia de potasio en la hoja de manzano. SÍNTOMAS DE ALGUNAS DEFICIENCIAS NUTRICIONALES 1 2 FOTOGRAFÍA 1. Deficiencia de magnesio en un árbol de duraznero en estado juvenil. FOTOGRAFÍA 4.

Las hojas vertedero ceden todos sus nutrimentos a los frutos.5 6 FOTOGRAFÍA 5. Moteado corchoso en frutos de manzano causado por un desequilibrio en la relación Ca:Mg:B. FOTOGRAFÍA 6. 7 8 FOTOGRAFÍA 7. Árbol de manzano en estado crítico para la próxima cosecha. 268 . en donde el calcio y el boro son deficientes. FOTOGRAFÍA 8. dado que el suministro del mineral es insuficiente. posiblemente no habrá frutos. Deficiencia de magnesio en hojas de peral. y por lo tanto. Deficiencia de magnesio en hojas de manzano. las hojas del siguiente ciclo manifestarán una deficiencia extrema.

FOTOGRAFÍA 12. FOTOGRAFÍA 10. Deficiencia de azufre en el tercio superior de una rama de duraznero. Deficiencia de cobre en las hojas de duraznero. Deficiencia de zinc en hojas de peral (arriba) y en hojas de cerezo (abajo). A la derecha una hoja normal. Deficiencia de boro en el tronco de un árbol de manzano.9 10 FOTOGRAFÍA 9. 269 . 11 124 FOTOGRAFÍA 11.

A la derecha una hoja normal. Deficiencia de hierro en hojas de manzano var. Deficiencia de hierro en hojas de peral. 270 . 15 164 FOTOGRAFÍA 15. Deficiencia de hierro en hojas de duraznero. FOTOGRAFÍA 14. Gloria van Holland (arriba) y var.13 14 FOTOGRAFÍA 13. FOTOGRAFÍA 16. Deficiencia de zinc en una rama principal de duraznero. Cox's Orange Pippin (abajo).

VON UEXKULL: • Producción de largo alcance (durante 20 a 80 años).17 18 FOTOGRAFÍA 17. las variables 271 . • Cultivos sin labranza: no facilita la corrección de problemas físicos y químicos en el suelo. FOTOGRAFÍA 18. FUNDAMENTOS PARA LA FERTILIZACIÓN Tomando como punto de partida los factores relevantes para la fertilización de cultivos perennes arbóreos expuestos por el Dr. Deficiencia de manganeso en hojas de manzano (arriba) y duraznero (abajo). comparado con cultivos de ciclo corto. la edad y el estado de desarrollo de los árboles y sus requerimientos nutricionales. La práctica de la fertilización en los frutales de hoja caduca debe realizarse con base en un buen diagnóstico nutricional. • La distribución e incorporación del fertilizante en el suelo no es sencilla. los rendimientos esperados en relación con las características físicas del suelo y. elaborado mediante la interpretación del análisis del suelo en donde se encuentra el huerto. 8. Deficiencia de hierro en un árbol adulto de duraznero en campo. • Generalmente. H. • Eficiencia mayor en la utilización del agua y elementos nutricionales del subsuelo. mayor requerimiento de K y Mg y menor de N y P. el análisis foliar de las especies y variedades cultivadas. • Sistema radical menos eficiente para asimilar nutrimentos. • Pueden desarrollarse en suelos con limitantes físicas y químicas.

8. siendo de gran utilidad para comparar los resultados con los patrones de referencia. 1989). y la ubicación de las hojas muestreadas.1. por lo que deben tenerse en cuenta en la interpretación de los resultados obtenidos con los análisis foliares y /o de frutos. d)El análisis foliar es una herramienta muy útil en el diagnóstico de posibles causas de deficiencias. 100 días después de la floración plena. 1994). Análisis de suelos En las especies de frutales caducifolias se presenta una limitante en la obtención de un buen análisis de suelos. llegando a explorar profundidades hasta de 1 metro. Childers. el estado de crecimiento y los niveles de cosecha del frutal como también la variabilidad del suelo y las condiciones ambientales influyen de diversas formas en los contenidos de minerales en las hojas. Pomology.Y. debido a que las recomendaciones para tomar las muestras están orientadas hacia los primeros 30 cm dentro del perfil del suelo. en condiciones de elementos minerales deficientes en el primero (Faust. Para la recolección de las muestras foliares se deben tener en cuenta las siguientes consideraciones de tipo general en estos frutales (Dr. es necesario replantear los níveles de profundidad para la toma de muestras del suelo en estos frutales.40 cm y 40 cm . Warren C. 1983. Recolectar 50 a 60 hojas al azar en coda lote. recién llegadas a su estado adulto y a la altura de la parte media del árbol y empacándolas en bolsas de papel.microclimáticas de mayor importancia en la zona donde se tiene el proyecto: precipitación y temperaturas máxima y mínima diarias. e incidencia de vientos. evitando que se conviertan en 272 . 8. siendo muy poco representativas de este en el huerto donde pueden permanecer sembrados hasta sesenta o más años (Childers. Stiles. 1983. como para los que ya están en producción. para poder realizar los correctivos oportunamente.80 cm. junto con el análisis físico y químico del suelo constituyen el indicador más adecuado de la demanda nutricional en un huerto con frutales de hoja caduca. las variedades. b)El análisis foliar no distingue entre la cantidad de un elemento que se encuentra fisiológicamente activo con la cantidad presente por contaminación.0. irradiancia (Q). que las raíces de absorción se encuentran ubicadas tanto en el primer horizonte del suelo como también en los siguientes. Es importante recordar. 14850. mediante el monitoreo del estado nutricional del huerto año tras año.0 . Se debe especificar el momento del muestreo. Por lo anterior. c) Los tipos de portainjertos (patrones). Esto es válido para frutales de hoja caduca en estado joven. Ithaca. Cornell University. así: en un mismo punto del terreno tomar dos muestras independientes y a dos niveles de profundidad: 0.2 Análisis foliar El análisis del contenido mineral en las hojas y aún en los frutos. por ejemplo. a) El método y la época de recolección de las muestras debe ser uniforme para poder hacer las comparaciones respectivas. N. 1995).

5 S ppm 100 a 150 Fe ppm 124 a 152 Mn ppm 20 a 142 B ppm 20 a 80 Zn ppm 15 a 30 Cu ppm 4. Un potencial productivo alto conlleva a una mayor demanda de elementos minerales. Textura. Sibbett. Porosidad.36 P % 0. Disponibilidad de agua.35 a 0. Valores por debajo de los rangos están con deficiencias y valores por encima del máximo están con excesos. Morris. 1994): a) Potencial genético: variedades mejoradas de gran productividad.9 Mo ppm 0. Aireación.* N % 1.50 Ca % 1. Condiciones químicas adversas. las concentraciones de todos. Temperatura.25 a 0.8 Mg % 0.8 a 2. Morris.* N % 2. Drenaje. En este caso se requiere de mayor información adicional como las pruebas de campo para los elementos en sospecha.0 * Childers.0 a 11. Cuando el crecimiento está muy reducido por la deficiencia de algunos elementos.5 a 1. con factores como: Profundidad efectiva (espacio radical). Temperatura: máxima y mínima. c) Condiciones climáticas: dentro de los más importantes.08 a 0.desbalances nutricionales serios.4 P % 0. Contenido de nutrimentos en hojas de manzano.30 K % 1. Precipitación pluvial: cantidad y distribución. tiene que ver con: Irradiancia (intensidad y duración lumínica). 1995. al igual que otros cultivos. TABLA 7.25 a 3. para poder realizar un diagnóstico acertado. Estructura. a un mayor requerimiento en el suministro de ellos mediante la práctica de fertilización. Una relación de N/K de 1:25 a 1:50 indica un mejor balance y más adecuado para el manzano.2 Fe ppm 50 Mn ppm 35 a 50 B ppm 35 a 50 Zn ppm 35 a 50 < 20 deficiente Cu ppm 7. Morfología del perfil. debido a que el suelo tiene una capacidad de abastecerlos determinada.9 a 2.5 a 12 * Childers.30 K % 1.3 Potencial de productividad En los frutales caducifolios. y esta a su vez.00 Mg % 0. 1995.15 a 0.5 a 3. incluyendo los deficientes pueden aparecer como si estuvieran en niveles normales. 273 . el potencial de productividad está ligado a los siguientes factores (Guerrero. Sibbett.54 Ca % 1. b) Condiciones del suelo: tiene que ver entre otros muchos. Contenido de nutrimentos en hojas de duraznero.3 a 1.3 < bajo < 1. 8.0 deficiente S % 0. TABLA 6.

50 0.0 4.4 0. Contenidos por debajo de los rangos están con deficiencias y por encima del máximo están con excesos.7 a 1. 1995.00 Mn ppm 20 25 200 450 Fe ppm 40 50 400 500 Cu ppm 1 2 50 100 B ppm 25 30 75 100 Zn ppm 10 15 80 300 * Childers.4 .00 Mg % 0.7 3.18 0. se dejan a continuación algunas referencias sobre sus contenidos normales en los diferentes elementos minerales (Tablas 6 a 9).0 P % 0.* N % Deficiente por debajo Bajo Normal Exceso por encima 1.25 Ca % 1.60 2.d) Edad de los árboles: Es de gran importancia llevar la historia de cada lote dentro de todo el proyecto puesto que no siempre se cuenta con árboles de la misma edad.* N % P % K % 1. Contenido de nutrimentos en hojas de ciruelo. 1995. Morris. su capacidad productiva.10 0.1 Mg % 0.6 3.2. siendo asi que la mayor o menor respuesta de estos árboles a la fertilización dependerá de que se cumplan todos los factores que intervienen en su producción.7 1. 8. e) Tecnología aplicada: El mayor o menor nivel tecnológico en el manejo de un huerto con frutales de hoja caduca tiene una incidencia enorme en los resultados esperados. y esto implica un manejo adecuado de la tecnología para cada lote y en general para la totalidad del huerto.7 . TABLA 9. 274 .4 2. y estos a su vez con las condiciones físicoquímicas del suelo.50 3.1 a 0. siendo muy específicos para cada proyecto.0 Ca % 0.60 0.0 * Childers.3 a 2.3 125 a 175 53 a 93 33 a 50 25 a 50 50 a 100 0. Contenido de nutrimentos en hojas de peral. Sibbett. Sibbett.24 1.65 K % 0.2. Morris.00 2.13 0. TABLA 8.8 0.4 Requerimientos nutricionales Debido a que la demanda nutricional en las cuatro especies de frutales de hoja caduca que ha contemplado este trabajo tiene que ver con su potencial genético. las condiciones microclimáticas y la tecnología que se emplee.0 S ppm Mn ppm B ppm Zn ppm Cu ppm 7 a 10 Fe ppm Mo ppm 2.

BILIOGRAFÍA CITADA

AMÉZQUITA, C.E. 1994. Cualidades del suelo para la fruticultura. Fertilidad de suelos, diagnóstico y control, nueva edición. pp 507 -523. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. BENTON, J.J. 1978. The Role of soil testing and leaf analysis in the orchard. Department of Horticulture, University of Georgia, Athens, Ga. BOWLING, D.J.F. 1980. Mineral Nutrition of fruit trees. Uptake and Transport of Nutrients: chap. 18: 151-163. CHILDERS, N.F. 1988. Modern Fruit Science. Soil management for peach, apple, plum and pear. chap. 5: 59 -74; chap. 13: 184, 190 - 193; chap. 14: 217 - 222; chap. 15: 249 - 252. Ninth Edition. Horticultural publications, Gainesville, Florida U.S.A. CHILDERS, N.F., MORRIS, R.J. and SIBBETT, S. G. 1995. Modern Fruit Science. Soil management for peach, apple, plum and pear. chap. 5: 71 - 89; chap. 13: 216 218; chap. 14: 247 - 252; chap. 283 - 286. Tenth Edition (complete revision). Horticultural Publications, Gainesville, Florida U. S. A. CHILDERS, N.F. and SHERMAN, W.B. Editors 1988. The Peach. Section XII: Nutrition, Fertilizers. pp 549 - 605. Horticultural Publications, Gainesville, Florida, U.S.A. FAUST, M. 1980. Mineral Nutrition of fruit trees. Modern concepts in fruit nutrition, chap. II: 11 - 16. Department of Agriculture, U.S.A. FAUST, M. 1989. Physiology of Temperate Zone Fruit Trees. chap II: 54 - 123. First Edition. John Wiley and Sons, N.Y., U. S. A. GUERRERO, R.R. 1994. Fundamentos Técnicos para la Fertilización de Cultivos. Fertilidad de suelos, diagnóstico y control. cap. II: 247 - 274. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo, nueva edición. MINISTERIO DE AGRICULTURA, 1976. Síntomas de carencias en frutales, 75 páginas. Tercera Edición, Madrid, España. PLANK, C.O. 1988. Plant Analysis Handbook for Georgia, Cooperative Extension Service, University of Georgia; Peach Production Handbook, 1989. The University of Gorgia College of Agriculture, Athens. RUÍZ, R.Sch. 1995. Nutrición. Cap 12: 151-173. El duraznero en Chile. LEMUS, S.G. (Editor). INIA, La Platina, Santiago de Chile. Primera edición. SHELTON, J.E. 1983. North Carolina Apple Production Manual. Developing an orchard fertilization program. Department of Soil Science. Department of Horticultural Science, North Carolina State University. 275

TROCME S. Y GRAS R. 1979. Suelos y Fertilización en fruticultura. 388 páginas en total. Segunda Edición. Madrid, España. VAN DER ZWET T. and CHILDERS N. F. 1982. The Pear. Nutrition and leaf analysis, section V: 261 -281. First Edition. Horticultural Publications, Gainesville, Florida, U. S. A.

276

VII
Pastos mejorados

FERTILIZACIÓN DE PASTOS MEJORADOS
Javier Bernal Eusse*

1. INTRODUCCIÓN El uso de fertilizantes en las explotaciones ganaderas de clima frío se inició con la introducción de especies forrajeras altamente productivas y con la adopción de sistemas de manejo tecnificados. Otros aspectos que explican la creciente utilización de fertilizantes son: a) La creciente demanda de alimentos. b)El aumento acelerado del precio de la tierra. c) El paulatino agotamiento de la fertilidad de los suelos. d)La necesidad de sistemas de producción de leche y carne altamente eficientes para ser rentables. En un programa de manejo de pastos, la fertilización es la práctica que produce los mejores resultados, en el tiempo más corto, cuando otros factores del suelo no son limitantes para el desarrollo de las plantas. La fertilización balanceada aumenta la calidad y cantidad del forraje, y por consiguiente, se incrementa la capacidad de mantenimiento y producción por unidad de área. Para obtener una buena respuesta a la fertilización es necesario tener en cuenta varios factores relacionados con el suelo, el clima y la planta. Además, se debe considerar la cantidad y clase de fertilizante, la frecuencia, dosis, método y época de aplicación. 2. PRINCIPALES PASTOS DE CLIMA FRÍO Las especies forrajeras de clima frío crecen bien en altitudes de 2.200 msnm en adelante. En alturas superiores a 3.200 m solamente crecen bien algunas especies nativas que co* Ingeniero Agrónomo, Ph.D.

278

múnmente tienen un bajo valor nutritivo. El clima frío se caracteriza por temperaturas promedias inferiores a 15 ºC y temperaturas superiores no mayores de 22 ºC. Durante ciertas épocas del año se presentan con frecuencia heladas, que son temperaturas por debajo o alrededor del punto de congelación; las heladas limitan el cultivo de algunas especies susceptibles a las bajas temperaturas. Dentro de las especies forrajeras de clima frío se encuentran gramíneas y leguminosas perennes, así como forrajes temporales. Las principales especies se describen a continuación.
2.1 Raigrases (Lolium spp.)

El nombre genérico de raigrás (ryegrass), se aplica primordialmente a dos especies cultivadas del género Lolium. Una de estas especies, el Lolium multiflorum Lam. se conoce como raigrás anual o italiano, y el Lolium perenne L., como raigrás inglés o perenne. De estas dos especies se han seleccionado muchos cultivares y se han hecho diferentes cruces que han dado origen a un gran número de híbridos y variedades que reciben distintos nombres comerciales. El raigrás italiano es originario de la zona del mediterráneo, sur de Europa, norte de África y Asia menor. El raigrás perenne es originario de la zona templada del Asia y norte de África. Los raigrases se introdujeron a Colombia hace aproximadamente 40 años y se han adaptado muy bien al clima frío. Son resistentes a las heladas y se pueden cultivar incluso en alturas de hasta 3.600 msnm y temperaturas promedias de 6 a 8 ºC. Con alturas mayores y temperaturas inferiores el desarrollo es muy pobre. En las zonas de clima frío moderado, situadas entre 1.800 y 2.200 msnm, que presentan temperaturas promedias entre 15 y 18 ºC, y donde las temperaturas máximas pueden llegar a 25 ºC o aún más, los raigrases se establecen rápidamente y tienen buena producción inicial, pero las plantas se “agotan” muy pronto, desapareciendo en un período corto de tiempo. En estas zonas las enfermedades, especialmente la roya, atacan con bastante intensidad, contribuyendo a acortar aún más la vida útil de la pradera. Desde el punto de vista de suelos, los raigrases presentan un amplio rango de adaptación. Sin embargo, para una buena producción se requieren suelos de mediana a alta fertilidad, o aplicar una fertilización bien balanceada de acuerdo con el diagnóstico de su fertilidad. En suelos muy pesados o encharcables tienden a desaparecer en un período relativamente corto. Para estas zonas se recomiendan raigrases anuales, bien sea diploides o tetraploides. En suelos livianos se desarrollan bien, pero son fácilmente arrancados por los animales. Las mejores producciones se obtienen en suelos francos o franco arcillosos. Desde el punto de vista químico, se adaptan bien a suelos ácidos, siempre y cuando que el pH no sea demasiado bajo y el aluminio demasiado alto. Con frecuencia es necesario encalar . En condiciones naturales, los raigrases no son muy eficientes para extraer magnesio (Mg), azufre (S), cobre (Cu), zinc (Zn) y boro (B), cuyos contenidos generalmente fluctúan entre medianos y bajos; por lo regular presentan buenos contenidos de proteína cruda (PC), fósforo (P), potasio (K), calcio (Ca) y sodio (Na), especialmente si se fertili279

TABLA 1. Contenido de proteína y minerales en diferentes especies de raigrás.*

% Variedad Proteína Ca Raigrás 1 Tetrelite2 Aubade3 19,88 20,80 21,31 0,53 0,44 0,55 P 0,43 0,38 0,43 ppm Variedad Na Raigrás 1 Tetrelite2 Aubade3
* 1 2 3

Mg 0,24 0,19 0,19

K 3,92 3,22 3,94

S 0,34 0,29 0,39

Mn 104 128 105

Fe 185 266 216

Cu 8 9 10

Zn 39 42 31

B 9 10 5

2.376 1.608 701

INPEC LTDA. Promedio de 48 análisis de variedades de raigrás diferentes a Tetrelite y Aubade. Promedio de 36 análisis. Promedio de 28 análisis.

zan periódicamente. En la Tabla 1 se incluyen los contenidos de minerales de algunas variedades de raigrás. Las concentraciones relativas de la mayor parte de los elementos menores se disminuyen durante la época de lluvia, debido a un mayor desarrollo del pasto, con la consiguiente dilución de los elementos en una mayor cantidad de materia seca. Todos los raigrases presentan altos requerimientos de N, elemento que normalmente representa el factor limitante para su desarrollo. En suelos salinos las plantas tienden a florecer desde muy pequeñas y mueren en forma temprana. Los raigrases son muy exigentes en humedad, especialmente los tetraploides anuales. Para un normal desarrollo se requieren entre 12 y 25 mm. de precipitación o riego por semana. En casi todas las zonas de clima frío es necesario aplicar riego, por lo menos durante algunos períodos del año. Los raigrases no soportan el nivel freático demasiado alto, el encharcamiento prolongado ni el exceso de humedad en el suelo. En suelos muy húmedos se restringe el desarrollo de las raíces y las plantas mueren tempranamente. El raigrás italiano se considera como una planta anual, pero bajo buenas condiciones de manejo se comporta como bianual, o inclusive, como una planta perenne de corta duración. Se desarrolla en matojos y cada planta individual alcanza hasta 60 a 90 cm de altura 280

y el follaje es abundante. En las condiciones de Colombia produce buena cantidad de semilla. El raigrás inglés es similar al italiano; es una especie perenne de corta duración. Se desarrolla en macollas de 30 a 60 cm de un color verde brillante, hojas angostas y menor producción de forraje que el italiano. Bajo las condiciones de Colombia, produce muy poca semilla y ésta es de muy baja fertilidad. Los raigrases han sido sometidos a una serie de prácticas de mejoramiento, la principal de las cuales ha sido la obtención de los raigrases tetraploides, proceso que consiste en duplicar el número normal de cromosomas de la especie, mediante un tratamiento especial. Los raigrases tetraploides (4n) producen más forraje que los que contienen el número normal de cromosomas, que se llaman diploides (2n), pero presentan algunos problemas de manejo, tales como mayores requerimientos de nutrimentos y agua y, además, son bajos en fibra y energía. Además de los tetraploides, se han hecho cruces entre raigrás anual y perenne, que producen raigrases híbridos como el Tetrelite, con características intermedias entre el anual y el perenne. En el manejo de los raigrases existen dos grandes tendencias, manejarlos como cultivo puro o manejarlos mezclados con otras especies de gramíneas y/o leguminosas. Cuando se siembra puro, se hace una preparación tradicional del suelo y se siembran 100 lb/ha, equivalentes a unas 70 lb por fanegada o cuadra. Cuando se maneja en mezclas, se rompen los potreros con una renovadora de praderas, “rotavator” de cuchillas planas, arado cincel o rastrillo sin traba y se siembran 20 a 25 lb/ha de semilla de raigrás, mezclada con otras especies, como azul orchoro, tréboles y alfalfa. Los raigrases son exigentes en fertilización, especialmente en N, P, K, Ca, Mg, S, Cu, Zn y B. Se debe hacer una fertilización de establecimiento que incluya todos los nutrimentos que se encuentren deficientes, según el análisis de suelos, y repetirla cada seis meses o cada año, según las condiciones de suelo, clima o desarrollo del cultivo. Entre pastoreos se debe hacer una fertilización de mantenimiento que incluya N y, si es necesario, P, S y Mg; se pueden utilizar fertilizantes como 30-6-0, urea, 25-15-0-2-3, y otros, en cantidades que varían con las condiciones del suelo. Cuando se hacen fuertes aplicaciones de fertilizantes completos, se aumenta ligeramente el contenido de proteína, N, P, y K, pero el contenido de Mg desciende dramáticamente en los tetraploides, indicando que se puede presentar un problema a nivel de la nutrición de los animales, como se observa en la Tabla 2. Si se considera que el forraje producido es de alta digestibilidad y buena calidad, la producción de leche será alta y, por lo tanto, las necesidades de Mg del animal elevadas. En consecuencia una fertilización alta, sin incluir Mg, es un riesgo potencial grande para los animales que inician lactancia, pues fácilmente se puede presentar una hipomagnesemia, especialmente en los animales de mayor producción. La fertilización debe ser balanceada, incluir todos los elementos deficientes en una zona y se debe programar en dosis y frecuencias de aplicación que cubran los requerimientos de la planta. 281

18 0.6 14.80 3.TABLA 2.24 0.8 15.10 3.29 Mg 0.76 11. para los raigrases anuales.04 2.33 12. 282 . como la roya. 2.20 0.25 0.63 11.45 2.24 0.28 0.18 0. y de insectos como el chinche chupador de los pastos (Collaria columbiensis).00 2.24 0.06 2.* Dosis de fertilizante kg/ha 0 100 Tetraploide 200 400 0 100 Diploide 200 400 * Bernal (1994). La calidad del forraje producido se puede considerar alta y suficiente para satisfacer en gran proporción los requerimientos nutricionales de animales en crecimiento y producción.07 10.26 0. y entre 30 y 40 para los perennes.22 K 2. corte para suministrar verde. henolaje o para ensilar.02 2.36 2. Tanto el corte como el pastoreo no se deben hacer por debajo de 5 a 7 cm.8 N 2.4 17.76 Variedad Los raigrases se pueden utilizar en pastoreo.23 0. se presenta incidencia de enfermedades. Hoestch) Es una de las gramíneas más comunes y mejor adaptadas a la zona de clima frío.08 2. para producir heno.40 2.24 2. El pastoreo debe ser rotacional con cerca eléctrica. No prospera bien en suelos pobres.22 0.84 P 0.28 2. En la Tabla 3 aparecen algunos parámetros de calidad de los raigrases tetrelite y aubade. Cuando se retrasa la utilización del pasto.28 0.27 0. % PC 17.17 Ceniza 11.46 11.04 0.15 0.25 0.17 0.04 2.07 Ca 0.4 21.09 0. Contenido de proteína y algunos minerales en raigrases diploides y tetraploides.78 2.28 0.0 17. es tolerante a la sequía pero muy susceptible a las heladas y al exceso de humedad. para evitar la remoción de los alimentos de reserva que se localizan en la base de los tallos.26 0.49 10.91 12. Cuando se aplica fertilización de mantenimiento y riego.5 19. Es originario del África y de condición perenne.3 14.2 Pasto kikuyo (Pennisetum clandestinum. la recuperación es muy rápida y se pueden obtener cortes entre 28 y 35 días.23 0.

74 76.55 87.10 FDN 51. Las semillas se producen en las axilas de las hojas donde quedan ocultas. El kikuyo solo. FDA: Fibra en detergente ácido.3 3.06 80.06 86.65 28.5 3.* Variedad Edad (días) % PC 21.92 48.78 25.4 5. ya que posee rizomas gruesos y suculentos que pueden alcanzar hasta un metro.60 67.0 5.00 12.44 22. brillantes y efímeros.0 5.98 35.48 12.65 18. Se propaga vegetativamente por medio de estolones.21 19.50 24.98 16. Valor nutritivo de Tetrelite y Aubade. o después de un sobrepastoreo.5 4.20 24.70 17. Las hojas alcanzan de 10 a 20 cm de largo y 8 a 15 mm de ancho. Las malezas normalmente no son un problema serio. FDN: Fibra en detergente neutro.44 36.57 FDA 28.46 60. responde bien a la aplicación de N y. heno. cuando se pueden presentar invasiones de “lengua de vaca”.TABLA 3.05 22.50 22.64 15.02 25.13 17. Las semillas permanecen viables en el suelo por mucho tiempo y se han encontrado plántulas en suelos cultivados por 10 años. DIVMS: Digestibilidad “in vitro” de la materia seca.36 22. henolaje.42 12. Las plantas se extienden superficialmente.30 76.94 54. PC: Proteí na cruda.14 21. en algunos casos. de ahí el nombre de clandestinum dado a la especie.09 46. Forma césped denso.84 89. ensilaje.81 11.50 34.00 29.18 17.55 27.8 25 35 Tetrelite 45 55 Heno 32 40 Aubade 45 60 * Laredo (1985). Tiene raíces profundas.25 DIVMS 87.48 47. por semilla sexual puede propagarse a través del tubo digestivo de los animales que las consumen en abundancia.1 5.98 Lignina 4. Se utiliza para pastoreo.7 6. sin embargo se deben controlar durante el establecimiento.64 15.94 18. Las partes florales son muy inconspicuas.12 26.14 49. retoños y ramificaciones.22 13.56 82.64 45.78 Hemicelulosa Celulosa 22.00 18. se ha logrado 283 . en los nudos de los rizomas se forman raíces.06 33.48 46.58 22. algunos tallos crecen erectos o semierectos y alcanzan alturas de 50 a 60 cm. los estambres son blanquecinos. aparecen al principio de la mañana y desaparecen con el calor del sol. prados ornamentales y campos de deporte.

La renovación es una práctica que consiste en pastorear bajo el potrero. de crecimiento robusto. con una producción de 15 kg de leche. mezclada con una cantidad igual de raigrás. como se puede observar en la Tabla 4. Los tallos florales alcanzan hasta 1. en mezcla con otras gramíneas y leguminosas.3 m. produce muchos tallos con hojas plegadas y vainas comprimidas. en el límite de los páramos crece bien pero su desarrollo es muy lento.000 m su producción es muy escasa. y 5 a 7 kg de trébol rojo. Cuando ha sido mal manejado se acolchona y se rebaja significativamente la producción. El pastoreo con cerca eléctrica es muy recomendable en esta especie. 284 . Resiste el pastoreo continuo. En algunos casos se utiliza para corte verde. la inflorescencia es conspicua. Se adapta mejor al pastoreo en rotación. semejante a una panícula con numerosos racimos de espiguillas reducidas. se tienen buenos resultados al aplicar P y K periódicamente. henolaje y ensilaje. con períodos de descanso entre 6 y 8 semanas. Se usa principalmente en pastoreo. en las zonas de clima frío el país.75 animales/ha. ó 3 a 5 kg de trébol blanco. Es una planta perenne. Cuando se encuentra mezclado con tréboles o alfalfa. Es originario de Eurasia y del Norte de África.En épocas secas se debe aplicar riego cada 10 días aproximadamente. con 4% de grasa. dependiendo de la humedad disponible. Los animales se deben retirar cuando el pasto tenga entre 5 y 10 cm de altura. al voleo si se requiere. Cuando se cosecha en el estado apropiado produce forraje abundante y de buena calidad. en novillos normando cruzados. Es resistente a heladas y sequía. La calidad del forraje es buena cuando se rompe el césped regularmente y se abona bien. Con un período de rotación adecuado se pueden mantener poblaciones manejables de Collaria columbiensis. cuando estos no se manejan adecuadamente. Produce buena cantidad de semilla. fibrosos y poco apetecibles. profundos y bien drenados.500 msnm.3 Azul orchoro (Dactylis glomerata L) Puede desarrollarse a alturas desde los 1. escarificar levemente. En praderas mejoradas se presenta espontáneamente. Se siembran 30 a 40 kg/ha de semilla de orchoro. La producción de carne. por lo tanto es económico renovarlo periódicamente. heno. Produce en casi todos los suelos. 2. pero el rendimiento es mucho mayor en los fértiles. y puede llegar a dominar los pastos introducidos. se debe pastorear en rotación. la plaga más limitante para su producción.duplicar la producción con la aplicación de 50 kg N/ha después de cada pastoreo. sacar los animales.18 animales/ha. Después de la siembra se debe cubrir la semilla con un rodillo. ha sido de 795 g/mes y 3. pero cuando está sembrado en mezcla con otras especies y se quiere obtener una buena producción. fertilizar y resembrar con tréboles y otras especies de gramíneas como raigrases y orchoro.Cuando se deja envejecer los tallos se tornan duros. pero por debajo de 2. En producción de leche se han obtenido cargas de 3. plantas individuales en matojos. La siembra debe hacerse en suelos bien preparados. aplicar cal dolomítica.

28 0.76 0. ayuda a mantener una producción constante durante todo el año.65 2. cada 10 días durante la época de sequía.74 Hemicelulosa 27. 285 .70 31.13 0.78 32.2 4. Calidad del forraje del pasto kikuyo.985). de 2 a 5 días.28 0.48 0.15 2.88 24.03 0.65 57.84 65. El ganado debe introducirse cuando el pasto tenga entre 30 y 40 cm de altura y se debe retirar cuando tenga 10 a 15 cm.48 54.5 40 50 60 Mezclas Edad (días) Como % de materia seca Ca 0. Se debe hacer aplicación de enmiendas y fertilización de establecimiento y.78 22.12 0. después de algunos meses de establecido.10 0.62 17. máximo 2 cm.52 2.28 FDA 36.TABLA 4.04 0.64 31.13 40 50 60 Mezclas * Laredo (1. El orchoro es un pasto de muy lento desarrollo inicial. para no agotarlo.02 0. y períodos de descanso de 35 a 42 días.42 24.74 ppm K 3.59 53.20 33.38 26.37 Mg 0.03 Na 0. Se recomienda el pastoreo rotacional con períodos cortos de ocupación.42 79.63 16. pero cuando se pastorea continuamente o se sobrepastorea.9 4.42 0. quedando solamente algunas plantas aisladas dentro del potrero. puede llegar a producir cantidades de forraje similares a las del raigrás.* Edad (días) Como % de materia seca PC 11.34 0.5 4.89 14. No es una especie demasiado exigente en fertilizantes cuando se pretende una producción moderada.10 0. “cultipacker” o ramas arrastradas por el tractor.96 DIVMS 41.55 P 0. La semilla no debe quedar muy profunda. Cuando se maneja adecuadamente. posteriormente. desaparece en un período más o menos corto de tiempo. El orchoro es una especie que tiende a ser perenne.18 77.09 Fe 213 712 437 350 Mn 109 357 425 455 Cu 11 11 8 13 Zn 28 20 58 38 Lignina 7.76 31.85 FDN 63.28 S 0. fertilización de mantenimiento de acuerdo con el análisis de suelos.32 0. por lo cual se debe hacer buen control de malezas durante el establecimiento.30 0. La aplicación de riego.54 Celulosa 25.

14 50.14 Prefloración 40 lluvia 40 sequí a * Laredo (1.16 0.43 91.45 0.14 0.38 1. La calidad del forraje es buena .500 y 3. que puede cultivarse sola o en mezcla con otros pastos y leguminosas.86 23.02 0.74 52. prácticamente toda la semilla que se siembra en Colombia es importada.78 28. con raíces profundas y numerosos tallos.4 Festuca alta (Festuca arundinacea.000 msnm Las plantas son altas.85 animales/ha.7 Prefloración 40 lluvia 40 sequí a Edad (días) Como % de materia seca Ca 0.27 S 0.44 21. que presenta una zona óptima de crecimiento entre 2. TABLA 5.88 89. La inflorescencia es una panícula.5 kg/ha/día.44 y 1. Forman un césped tupido y uniforme. La capacidad de sostenimiento ha variado entre 1. Se puede utilizar para heno.22 0.31 DIVMS 70.10 0.7 4.44 Hemicelulosa 26.36 FDN 64. 286 .30 30. de tamaño y forma similares a la del raigrás. Schreb.46 FDA 38.70 29.38 22.5 m de altura.* Edad (días) Como % de materia seca PC 11. a la sequía y aún al exceso de humedad. Calidad del forraje del pasto azul orchoro.05 0. La producción de semilla.08 ppm K 2. con fertilización se pueden obtener 2 a 4 ton/ha de materia seca.44 21.5 y 20.29 0.985). La festuca es una gramínea esencialmente para pastoreo. henolaje y ensilaje.) Es una especie perenne.02 Celulosa 33.04 0. es abundante pero desuniforme. La semilla es corta y curva.45 0. con producciones de leche entre 19. Algunas características del forraje se incluyen en la Tabla 5. donde las semillas crecen de tres a cinco por cada espiguilla.29 Mg 0. en nuestro medio.45 P 0.En condiciones naturales se pueden obtener de 1. resistente a la roya. Produce abundante forraje en condiciones favorables de humedad y fertilidad.36 4.5 ton/ha de forraje seco por corte. 2.03 Fe 156 225 350 Mn 125 100 250 Cu 10 6 13 Zn 29 17 66 Lignina 4.5 a 2.49 Na 0.60 18. cada seis a ocho semanas. a las heladas.8 4. presentan numerosas hojas basales y tallos florales hasta de 1.

Crece espontáneamente en las praderas naturales y a lo largo de carreteras y canales. regándola al voleo sobre terreno bien preparado. Las malezas se deben controlar durante el establecimiento. En zonas de páramo responde bien al encalamiento y la aplicación de fuentes de P de baja solubilidad. La producción de semilla es desuniforme y no es una práctica económica en nuestro medio. 2. tallos erectos que pueden alcanzar 60 a 70 cm de altura. dejando la panícula desnuda. Cuando se hace una fertilización completa. En rotación se debe pastorear cuando aparezcan las primeras espigas y se debe retirar el ganado cuando el pasto tenga entre 7 y 10 cm. pero el forraje disponible es poco abundante. Del manejo depende en gran proporción la producción de carne y leche. Es una especie muy valiosa en condiciones de páramo. res287 . Las inflorescencias son panículas compactas y densas de 6 a 15 cm. Generalmente crece en plantas aisladas o formando pequeños grupos. La fertilización de establecimiento y mantenimiento debe ser similar a la aplicada para otras especies introducidas. basados en los resultados del análisis de suelos. como la roca fosfórica. se desarrollan durante todo el año.Para su establecimiento se requiere una buena preparación del terreno y un adecuado control de malezas. En mezcla con otras especies se debe pastorear en rotación. Se utiliza principalmente en pastoreo. Produce muy bien en los suelos pobres. En la Tabla 6 aparecen algunos datos relativos a la calidad del forraje de la festuca alta. ácidos y ricos en materia orgánica. Es de gran valor para la conservación de suelos pendientes y erodables. Es perenne. Sin fertilización produce de 8 a 10 ton/ha/año de forraje seco. Cuando se siembra sola. Si se siembra una variedad importada se presenta menos floración y se obtiene más forraje de superior calidad. Es una especie muy utilizada para producción de leche y para pastoreo con ovinos. Se puede pastorear en forma continua. pues las variedades nativas producen gran cantidad de tallos florales que no son consumidos por el ganado y se pierde mucho forraje por pisoteo. Responde bien a la aplicación de riego durante la sequía. como los raigrases. Mezclada con tréboles produce un forraje de buena calidad. Se reproduce por semilla sexual a razón de 15 kg/ha. Las semillas se diseminan fácilmente. No se debe dejar madurar. con fertilización y riego se puede duplicar esta producción. Las hojas basales son pilosas. se utilizan 30 a 40 kg/ha de semilla regada al voleo.5 Falsa poa (Holcus lanatus L) Fue introducida de Europa. generalmente en mezcla con pasto oloroso. 20 a 30 kg de semilla de raigrás y 3 a 5 kg de trébol rojo y blanco. y siguiendo los mismos criterios. Cuando se siembra en mezcla se puede usar de 15 a 20 kg de semilla de festuca. Las variedades importadas producen poca semilla. o de 20 a 30 kg/ha si se siembra en surcos separados 20 a 30 cm. Es un pasto rústico que responde bien a bajas tasas de fertilización de mantenimiento.

59 88. en razón de su habilidad para fijar N del aire y para incorporar grandes cantidades de materia orgánica.TABLA 6. Además de su gran adaptación y rusticidad. La calidad del forraje se incluye en la Tabla 7. Debido a sus características fisiológicas especiales.16 0.64 22.40 0. 288 .10 21. 3.11 0.16 Hemicelulosa 23. el forraje producido es de muy buena calidad y parece como una de las especies más promisorias para mejorar la producción y productividad de las praderas de páramo.68 20.48 1.* Edad (días) Como % de materia seca PC 18. En producción de leche.37 0.9 40 40 40 Edad (días) Como % de materia seca Ca 0.8 6.66 30.04 22. Calidad del forraje de la festuca alta.15 0. ponde bien a las aplicaciones de N.72 23.04 DIVMS 87.32 89.14 40 40 40 * Laredo (1. A continuación se describen brevemente las leguminosas forrajeras más cultivadas en el clima frío en Colombia.02 Fe 325 250 150 Mn 200 150 250 Cu 9 7 5 Zn 41 49 14 Lignina 3.20 0.18 Mg 0.1 3.985).42 29.05 0. La mayor parte de las leguminosas cultivadas en clima frío son especies originadas en zonas templadas.16 0.76 5.06 51.11 19.10 ppm K 4. En estas zonas se obtienen buenas producciones con ovinos y es muy utilizada para levante de terneras.98 Na 0.08 S 0. LEGUMINOSAS DE CLIMA FRÍO Las leguminosas han sido reconocidas como fuente de excelente forraje y como mejoradoras de la fertilidad del suelo. tienen también requerimientos nutricionales específicos diferentes de los de las gramíneas.18 Celulosa 23.05 0.86 FDN 51. que han mostrado buena adaptación a las condiciones de altura y temperatura que caracterizan los climas fríos del trópico. carga hasta dos animales adultos por hectárea.76 52.07 0.43 P 0.34 FDA 28.

21 Mg 0. persistencia.68 20.68 16.14 0.TABLA 7.62 24.01 Fe 130 140 185 225 270 100 Mn 165 286 410 375 475 178 Cu 3 8 7 8 6 3 Zn 10 24 28 26 18 12 Lignina 2.54 24.3 2.66 26.38 17.95 2.10 0.03 3.32 0.09 0.62 FDA 28.64 31. sus excelentes características para producir heno. henolaje.38 0.36 P 0.52 52. magnífica producción de forraje de alta calidad.24 27.82 Celulosa 21.30 0. ampliamente difundida en Europa desde hace varios milenios. Es llamada “la reina de las leguminosas” por su amplia adaptación.16 0.40 23. alta gustosidad y facilidad para manejarla en corte o pastoreo.13 0.58 60.64 21.34 68. ensilaje y para fabricación de harina y concentrados.73 DIVMS 80.52 67. Aunque produce bien en clima cálido y medio.64 19.48 FDN 49. habilidad para mezclarse con las gramíneas. Calidad del forraje de la falsa poa.25 0.20 0.07 0.84 21. tradicionalmente se ha sembrado en 289 .13 0.50 44.76 11.94 62.12 0.7 30 45 60 90 Prefloración Floración Edad (días) Como % de materia seca Ca 0.00 83.17 0.16 0.48 Na 0.985).6 3.7 3.200 msnm en las condiciones de Colombia.10 0.43 87.12 0.28 23.1 2.42 ppm K 2. Se trajo a América desde las primeras colonizaciones.80 Hemicelulosa 21.96 4.10 40.10 0.1 Alfalfa (Medicago sativa L) La alfalfa es una planta originaria del Asia. capacidad para fijar N del aire.06 36.09 0.42 87. 3.00 3.4 3.05 0.34 42.22 0.24 29. Se adapta bien desde el nivel del mar hasta 3.95 6.02 0.12 30 45 60 90 Prefloración Floración * Laredo (1.29 0.28 23.11 1.27 S 0.13 18.21 0.* Edad (días) Como % de materia seca PC 17.32 0.

mecánico o químico. Un método muy utilizado. El control puede ser manual.clima frío donde presenta menos problemas de enmalezamiento y enfermedades. Las flores moradas se presentan en racimos de 10 a 20 flores cada uno. La alfalfa es exigente en nutrimentos. no sujetos a inundaciones y ojalá con un nivel freático de un metro o más de profundidad. Todas las variedades exigen suelos fértiles. Se cultiva tanto sola como mezclada con las principales gramíneas como kikuyo. Cuando se aplican estos productos. bien drenados. La mayor parte de las semillas comerciales vienen preinoculadas. lo que da una idea de la gran capacidad de adaptación de la especie. después del corte. Las vainas espiraladas tienen de dos a cinco semillas. El control previo a la siembra. roca fosfórica. se puede utilizar un herbicida graminicida altamente selectivo como el Fusilade. La raíz es muy profunda lo cual le da resistencia a la sequía. aunque existen variedades de hábito postrado (creeping). La alfalfa es una especie de hábito erecto o semierecto. Las plantas crecen de 50 a 200 cm de altura. con un producto no selectivo como el glifosato. en mezcla con gramíneas. Un corte a 10 ó 15 cm estimula el crecimiento de la alfalfa e impide que las malezas florezcan y se propaguen. especialmente durante el establecimiento y en algunos casos durante el rebrote. para deshidratar con el fin de producir harina que se puede utilizar directamente. henolaje. En el páramo. es lento y costoso pero en ocasiones es el único medio recomendable para suprimir algunas malezas como kikuyo y lengua de vaca. y un poco menos si se hace en surcos a 20 cm. que destruye la gramínea sin afectar la alfalfa. La densidad de siembra recomendada es de 100 lb/ha. su comportamiento ha sido aceptable cuando se le suministran las condiciones de suelo y humedad adecuadas. cuando se hace al voleo. El control manual consiste en deshierbas a mano o con azadón. cuando se trata de un cultivo puro. produce muy buenos resultados durante el establecimiento del cultivo. que consiste en la destrucción de la vegetación preexistente. Para la siembra exige suelos muy bien preparados y con buen drenaje. raigrases. Se usa para corte con el fin de suministrarla fresca al ganado. o como materia prima para concentrados. orchoro y otros. La semilla se debe inocular con nitrocultivo antes de la siembra. consiste en guadañar la alfalfa cuando ha alcanzado una altura de unos 20 cm. Las malezas de hoja ancha se deben eliminar mecánicamente. heno. la densidad de siembra se puede rebajar a unas 20 lb/ha. El control químico se puede hacer aplicando herbicidas preemergentes inmediatamente después de la siembra o hasta tres días después de ella. en cantidades que depen290 . En algunos casos se justifica sembrarla en eras levantadas a la manera de flores u hortalizas. ensilaje. Cuando se presenta enmalezamiento con gramíneas como kikuyo en cultivos ya establecidos. Las hojas son trifoliadas. La mayoría de los suelos de clima frío requieren aplicación de enmiendas como cal dolomítica. El control de malezas es muy importante durante el establecimiento y durante toda la vida útil del cultivo. pero si no lo están se inocula con el nitrocultivo o se mezcla con tierra de una plantación antigua que presente buena nodulación. En algunas zonas como Ubaté y Cucunubá se ha encontrado creciendo bien en suelos con nivel freático muy cercano a la superficie y pH bajo. el suelo debe tener un buen contenido de humedad.

se muelen y se incluyen en los concentrados como fuente de vitamina A y de otros nutrimentos. de suerte que el porcentaje de floración no puede tomarse como un índice que determine la época de cosecha. la planta madura pierde calidad. Con buenas condiciones de humedad y fertilización se han obtenido 25 ton/ha/año de forraje seco. Estos elementos se deben aplicar al momento de la siembra y repetir la aplicación al comienzo de cada época de lluvia.0. En los lugares donde se puede cultivar alfalfa con facilidad se le considera un forraje clave para rumiantes de alto rendimiento en carne o leche. tales como la intensidad y frecuencia de corte o pastoreo. de muy buena gustosidad y alta digestibilidad cuando se cosecha antes de la plena floración. en niveles de 2.35 y 2. Debe aplicarse por lo menos una tonelada de correctivo por cada miliequivalente de aluminio activo encontrado en el suelo. se han obtenido producciones que varían entre 2. la alfalfa florece desuniformemente y de manera esporádica. El corte se debe realizar cuando los rebrotes de la corona hayan alcanzado unos 5. Se recomienda cortar la alfalfa y dejarla marchitar cuando se presenta este problema con alguna frecuencia. lo que equivale a una producción de 8. La aplicación debe ser previa a la siembra y el correctivo debe ser incorporado con arado o rastrillo. por defoliación y lignificación.50 ton/ha de heno por corte. En la Tabla 8 aparecen algunas medidas de la calidad del forraje de la alfalfa. El fertilizante de mantenimiento lo constituyen materiales ricos en P y K como DAP (18-46-0) KCl (0-0-60) y similares. el boro y otros elementos menores parecen ser limitantes en algunos de estos suelos. La producción de forraje depende del manejo. El pH y la aplicación de correctivos son muy importantes en clima frío. También se obtienen buenos resultados con la aplicación de fertilizantes foliares completos.00 y 4.4 ton/ha. Las hojas de alfalfa tienen un elevado valor nutritivo y con frecuencia se secan. Las cantidades de elementos mayores e intermedios requeridas son altas. En condiciones naturales se pueden obtener producciones que varían entre 0. el pH ideal es alrededor de 7. El agua adicional. complementados con cantidades suficientes de B. La irrigación aumenta los requerimientos de nutrimentos. 291 . de forraje seco. por lo tanto. Durante la gestación y la lactancia. el control de malezas y el riego. En algunos casos el pastoreo de alfalfa puede producir timpanismo en algunos animales. además de la fertilización.5 a 5% del concentrado. por ser un forraje rico en vitaminas.4 a 9.0 cm.8 ton/ha/año. K. Ca.10 ton/ha/corte. En clima frío. especialmente de P. Para el manejo de la alfalfa. equivalentes a 125 ton/ha. Zn. minerales. se incluye con frecuencia en proporciones del 10% de la ración.den del grado de acidez del suelo. cuando la planta se cosecha demasiado madura. que se pueden aplicar en dosis de 50 a 100 kg/ha después de cada corte. S y Mg. se deben tener en cuenta otros factores. suministrada durante los períodos secos. para evitar pérdidas de calidad. Cu y Mo. aumenta la aprovechabilidad de los nutrimentos del suelo por la planta y. Con aplicación de fertilizantes. de forraje verde. estimula el crecimiento y la producción de forraje. con un promedio general de 1.

31 0.27 0.12 0.98 DIVMS 82.43 3.03 0.28 24.25 25.92 FDA 30.17 0.64 0.2 Trébol rojo (Trifolium pratense L) Es una especie muy bien adaptada a las condiciones de Colombia.62 3.75 Na 0. 1 Boyacá .49 Mg 0. Calidad del forraje de la alfalfa. Las flores son violáceas y las cabezuelas globosas u ovoides terminales.16 99. del cual 35 a 40% está representado por el trébol. la producción total de forraje disminuye y la proporción de trébol puede llegar a ser de solamente 8%.6 45 lluvia 45 sequí a Prefloración1 Prefloración2 Edad (días) Como % de materia seca Ca 1.73 FDN 33.96 Celulosa 21. pero también se puede utilizar para corte. Cuando se aplica N.14 18.32 21. 292 . después de los cortes.90 33.14 45 lluvia 45 sequí a Prefloración1 Prefloración2 * Laredo (1. erectas o semierectas con tallos decumbentes. las producciones son sensiblemente iguales o mayores a las de la mezcla con raigrases. 2 Cundinamarca. utilizando 5 a 10 kg/ha de semilla.6 4.7 9.25 0. Las plantas son persistentes pero no perennes. para heno o ensilaje y como abono verde.* Edad (días) Como % de materia seca PC 23.85 82.63 18.TABLA 8.8 a 2.03 Fe 300 325 169 425 Mn 113 190 172 137 Cu 13 12 14 14 Zn 59 42 69 26 Lignina 8.22 0.8 6.28 18.39 1.62 8.58 18. caso en el cual se siembra solo.20 2.98 Hemicelulosa 5.44 ppm K 1.42 3.30 1.0 ton/ha de forraje seco por corte.90 1.39 82. sentadas sobre una o dos hojas terminales con estípulas. En mezcla con kikuyo. Las hojas y tallos son peludos.75 42.24 P 0. Los folíolos son por lo general elípticos y tienen una mancha blanquecina en forma de V.46 14. Es más resistente a la sequía que el trébol blanco.46 0.985).29 2. Se puede sembrar a mano o con máquina en mezcla con gramíneas.90 0.21 S 0.24 0. En mezcla con raigrases se pueden obtener 1.12 19. Se utiliza en pastoreo en mezcla con gramíneas.17 0.56 32. 3.

debido a que el trébol es exigente en estos nutrimentos. La producción de semilla es abundante pero ésta madura en forma desuniforme y es diseminada por el ganado y por aves. debido a enfermedades de los estolones. S y elementos menores. el trébol blanco puede ser más intensamente pastoreado que el trébol rojo. cada día se hace más necesario tratar de producir en la propia finca la mayor cantidad posible de alimento. para mantener praderas bien balanceadas. como se observa en la Tabla 9. Es menos resistente a la sequía que el trébol rojo. tal como se puede observar en la Tabla 9. pero muchas plantas desaparecen durante el verano. El crecimiento es lento después de la siembra. Requiere suelos fértiles. tipo “ladino”. Ca.200 msnm En muchas regiones crece espontáneamente en suelos bien fertilizados con P. se utilizan para henificación. debe ser aprovechada al máximo. K. que incluye datos. Tiende a comportarse como perenne.3 Trébol blanco (Trifolium repens L) Es una especie muy bien adaptada hasta alturas de 3. ya que los animales no pueden remover fácilmente sus alimentos de reserva. Las variedades de hoja pequeña se utilizan para pastoreo y las de hoja grande. Se utiliza en pastoreo en mezcla con gramíneas. FORRAJES TEMPORALES Debido al alto costo de los granos para la alimentación animal y a la competencia entre el consumo humano y el animal. Responde bien a la aplicación de riego y a la fertilización con los mismos nutrimentos recomendados para trébol rojo. Emite raíces en los nudos. La calidad del forraje es buena. Aunque es resistente a la sequía. Debido a su hábito de crecimiento. de 4 a 7 kg/ha. 4. La capacidad que tiene el trébol blanco para convivir con el kikuyo. Las flores. en cabezuelas axilares sobre pedúnculos tan largos como las hojas o aún más. glabras y estoloníferas. Mg. El forraje es de excelente calidad. equivalentes a unas 60 ton de forraje verde. responde bien a la aplicación de riego. La semilla comercial es importada de países de zona templada. cuando la humedad es adecuada.Aunque no se tienen datos sobre la fertilización de trébol rojo puro. son blancas o rosadas. Las plantas se establecen lentamente. generalmente con manchas blanquecinas en forma de V. 3. Se siembra de manera similar a éste. Las hojas son trifoliadas con folíolos ovales. se deben mantener niveles apropiados de P. pero una vez establecido se pueden cosechar hasta 12 ton/ha de materia seca anualmente. pero utilizando menores densidades de siembra. Las plantas son persistentes y perennes. rastreras. pero una vez establecidas producen cantidades de forraje similares a las del trébol rojo. resiste un pastoreo fuerte. tanto para trébol rojo como para trébol blanco. pero crece bien en gran diversidad de tipos de suelo. Debido a la presencia de estolones. Para esto se siembran especies de 293 .

* Edad (días) PC DIVMS FDN FDA Hemicelulosa Celulosa Lignina Trébol rojo .97 33.60 21.86 0.1 Maíz (Zea mays L) Se cultiva en todos los climas.45 0.4 Zn Trébol rojo .52 83. es un cereal básico para la alimentación humana en Colombia y muchos otros países.46 6.32 10.Como % de materia seca 35 45 Edad (días) 25.08 30.24 Na Fe 23.20 S K 7.50 P 36. por su porte reducido. para reducir la proporción de tallos y aumentar la de hojas se incrementa la población hasta 60. que permiten obtener un forraje abundante durante ciertas épocas del año.99 0.31 0.46 23. pero las de mayor rendimiento son las regionales de porte alto.28 24. o conservarlo mediante prácticas de ensilaje. Se debe cosechar cuando el grano se encuentre en estado lechoso y las hojas estén todavía verdes y tiernas.77 275 150 12 34 18 45 Cu 8.Como % de materia seca 45 * Laredo (1985).8 7.26 20. Es muy gustoso y de gran valor nutritivo. generalmente producen menos cantidad total 294 .13 0.14 30. henificación o henolaje.50 22.74 8.Como % de materia seca 35 45 28. los híbridos.48 20. este forraje se puede suministrar inmediatamente a los animales.29 0.Como % de materia seca 45 1. para suministrarlo durante las épocas de escasez de forraje.8 9.68 9.TABLA 9.19 Ca 85.000 plantas/ha.56 80.11 Trébol blanco .88 82. 1.24 200 125 ppm 2. Algunas de las especies utilizadas con este fin son: 4. Sólo se puede obtener una cosecha de cada siembra.37 0. Se cultiva con frecuencia para producir forraje verde o ensilar. Todas las variedades se pueden cultivar para forraje. Calidad del forraje de los tréboles rojo y blanco.54 36.01 0.46 41.3 Trébol blanco .04 Mn ppm 2.85 Mg 29.14 ciclo corto y alto rendimiento.

En estos casos es necesario suplementar los animales con un material de buena calidad.72 FDA 32. Calidad del forraje del maíz.12 27. cuando todavía se encuentra verde.94 40.11 0. La calidad del maíz cosechado para forraje. solamente se tiene un volumen de materia seca de muy baja calidad. en diferentes estados de desarrollo.15 0.11 0. Como % de materia seca PC 6. TABLA 10.68 49.7 6.30 Mg 0.18 ppm K 1.50 1.38 0.19 P 0.15 76.08 Hemicelulosa 28.20 40.9 8.06 0.77 Na 0.2 9.64 12.22 S 0.80 11.de forraje.58 51. la fertilización nitrogenada se debe incrementar en un 25 a 30%. aproximadamente.31 0. Un buen cultivo de maíz forrajero está en capacidad de producir entre 60 y 80 ton/ha de forraje fresco.10 0.42 38. aunque pueden producir mayor cantidad de grano.06 60.04 63.14 0.90 21.08 0.75 DIVMS 68.2 Como % de materia seca Ca 0.21 0.24 33.0 5.81 4.08 295 .21 0.30 19.11 0.* Edad (días) y parte de la planta Ensilaje Verde Tallos 100 Hojas 100 Planta completa 100 Edad (días) y parte de la planta Ensilaje Verde Tallos 100 Hojas 100 Planta completa 100 * Laredo (1985).03 0.34 8.18 0. como por ejemplo heno de alfalfa.46 28.44 29. para promover un mayor desarrollo vegetativo y para satisfacer la mayor demanda debida al incremento en la población de plantas por hectárea.26 0.58 64. Cuando se ensilan los tallos.64 Celulosa 22.64 22.28 44.11 0. Se puede observar que el valor del maíz como forraje radica en suministrar a los animales la planta entera.10 62. se incluye en la Tabla 10. Cuando se cultiva el maíz para grano (seco o en mazorca).89 1.81 1. pero su calidad es baja.29 64.26 0.64 11.08 Fe 800 300 200 550 268 Mn 325 650 112 125 100 Cu 7 5 4 7 8 Zn 24 14 16 14 25 Lignina 8. los tallos y el forraje remanentes se pueden utilizar para alimentar ganado.02 0.26 0.10 0.55 FDN 61.00 1. Cuando se cosecha maíz para forraje.

se debe suplementar con concentrado. Otras especies que se utilizan como forrajes temporales en clima frío son el trigo y cebada forrajeros. pero se recomienda hacer solamente un corte. cuando se mezcla con una leguminosa como la vicia. 296 . pasto elefante var. MEZCLAS DE GRAMÍNEAS Y LEGUMINOSAS Las mezclas de gramíneas y leguminosas son conocidas desde hace mucho tiempo y se han utilizado ampliamente tanto en la zona templada como en el trópico. puede emplearse a partir del momento en que aparece la espiga o cada que alcanza 40 cm de altura. el alto costo alcanzado por los fertilizantes ha obligado a desarrollar tecnologías alternas. especialmente en las zonas de clima frío dedicadas a la producción de leche. como se observa en la Tabla 11. inflorescencias en panícula abierta. particularmente cuando se mezcla con tréboles. el rendimiento puede ser aún mayor. Hasta hace algunos años se prefería cultivar las gramíneas solas. utilizando un fertilizante completo. vicia o arveja forrajera. Se puede usar para heno. mediante su simbiosis con bacterias el género RHIZOBIUM. etc. A la siembra se debe hacer una fertilización de establecimiento. especialmente si se usa para ensilaje. Cuando se usa para pastoreo o para suministrar verde diariamente al ganado. cantidades similares se pueden utilizar cuando se mezcla con arveja forrajera. se refuerza con una aplicación de N. que forman nódulos en las raíces de las leguminosas. En mezcla con vicia (Vicia atropurpurea) se siembran 50 kg/ha de avena y 15 kg/ha de vicia.5 m o más.2 Avena forrajera (Avena sativa L) Se adapta a una gran variedad de suelos. La siembra se debe hacer en terreno bien preparado. con grandes aplicaciones de N. cuando la planta alcanza unos 25 cm de altura y está macollando. triticale. que puede ser de alrededor de 50 kg/ha. Se utilizan de 80 a 100 kg/ha de semilla. en surcos o al voleo. la fertilización se debe determinar de acuerdo con el análisis de suelos. La asociación de gramíneas y leguminosas presenta una serie de características favorables que hacen que actualmente se esté reconsiderando su utilización. según la fertilidad del suelo. profundos y bien drenados. puede suministrar entre 30 y 40 ton/ha de forraje verde. algunas variedades de fríjol. dentro de las cuales se destaca la posibilidad de fijar N del aire a través de las leguminosas. En cada caso particular. hasta 2. puesto que la calidad del forraje es intermedia. cuando el grano se encuentre en estado de leche. 5. macolla bien y produce numerosos tallos que alcanzan 1. recta o torcida parcialmente.4. Si se utiliza el ensilaje de avena como principal componente de la dieta. “Taiwán”. Es una planta anual de crecimiento en matojos. Si se cosecha para ensilar en el estado de leche. aproximadamente a los 110 días después de la siembra. Es una especie que puede durar hasta un año y producir dos o tres cortes. En los últimos años. Generalmente se emplea para corte y ensilaje. pero produce mejor en los de mediana a alta fertilidad. lema con o sin arista.5 cm de longitud. utilizando la densidad mayor cuando la siembra se hace al voleo. Espiguillas pendulosas.

84 19.0 90 100 110 120 Ensilaje Verde Edad (días) Como % de materia seca Ca 0.82 64.98 34.72 37.62 9.72 72.06 9.18 FDA 38.* Edad (días) Como % de materia seca PC 10.5 6.09 68.8 5.24 31.47 ppm K 1.06 0.20 P 0. a diferencia de las dietas con base en una sola especie.06 0.12 0.09 0.23 12.00 14. o incluso suprimir.06 66.10 51.06 DIVMS 67.39 0. la fertilización nitrogenada cuando la leguminosa constituye aproximadamente el 30% de la mezcla y se encuentra fijando N del aire activamente.18 0.47 71.08 29. Para establecer una mezcla de gramíneas y leguminosas es necesario considerar las ventajas y desventajas de las mezclas y observar una serie de normas técnicas.82 21. la leguminosa emite raíces profundas que le permiten extraer agua de los estratos inferiores del suelo.09 Mg 0.52 66.8 7.80 20.11 0. b)Se puede disminuir.13 0.26 Na 0.08 90 100 110 120 * Laredo (1985).20 48.50 46.39 1.02 21.68 0.26 Celulosa 30. 5. pues mientras ésta presenta un sistema radical superficial.1 Ventajas de las mezclas a) Las mezclas suministran una dieta balanceada a los animales.02 43.92 Hemicelulosa 23.38 27.9 4.54 8.2 4.42 42.98 FDN 61.27 0. c) Las mezclas toleran la sequía mejor que la gramínea sola.03 S 0.24 29.15 22.08 Fe 32 45 52 25 Mn 38 20 32 25 Cu 2 3 4 3 Zn 15 11 15 14 Lignina 6. Calidad del forraje de la avena.23 0. 297 .18 0.02 20.06 68. donde generalmente se presenta desbalance entre proteína y energía.07 0.07 0.TABLA 11.06 0.12 0.26 62.15 0.

en suelos muy pobres como los Llanos Orientales. principalmente los que controlan malezas de hoja ancha. REQUERIMIENTOS NUTRICIONALES La demanda nutricional de las diferentes especies forrajeras es muy variable y depende. en algunos casos se consigue el inóculo comercialmente. por ejemplo. 6. a los cuales son muy susceptibles las leguminosas. son más eficientes para extraerlos que las leguminosas. Muchas semillas comerciales importadas vienen pre inoculadas. Las especies de clima frío más apropiadas para mezclar son los raigrases de todas clases. festuca alta. Mg. o cuando los animales tengan demasiado apetito. o algunos páramos. de tres factores principales: a) Su capacidad para extraer nutrimentos del suelo. Las gramíneas. b)Se debe inocular la semilla de las leguminosas con bacterias apropiadas del género Rhizobium. c) Se limita el uso de herbicidas. la cantidad de forraje que se cosecha.2 Desventajas de las mezclas a) Es necesario aumentar la fertilización con P. azul orchoro. 5. por esta razón. En este caso no se deben pastorear las mezclas demasiado húmedas en la mañana.d)Cuando la gramínea y la leguminosa son compatibles y presentan ciclos vegetativos de aproximadamente la misma duración. debido a los altos requerimientos de las leguminosas por estos nutrimentos en relación con las gramíneas. pero crecen muy pocas o ninguna leguminosa. aparece una cubierta vegetal de gramíneas en forma natural. K. Ca. S y elementos menores. b)El requerimiento nutricional interno de la planta. es superior y de mejor calidad al que se cosecha cuando se cultiva una sola especie. por corte o pastoreo. f ) La dieta es más balanceada. ésta limitante no es muy importante. en general. d)Se corre el peligro de “meteorismo” o “timpanismo” en el ganado. tréboles blanco y rojo y alfalfa. cuando ciertas especies de leguminosas como la alfalfa y los tréboles predominan en la mezcla. en cuanto a minerales. Las plantas difieren mucho en su habilidad para extraer nutrimentos del suelo. y se presentan menos problemas reproductivos. 298 . En el caso de los pastos de clima frío. c) El potencial de producción de la especie. para asegurar una buena fijación de N. e) La producción de leche o carne es superior con una mezcla bien balanceada que con una especie sola.

5 . pero su relación es aproximadamente 1:1. medio y bajo. Extracción anual de nutrimentos de algunas especies de clima frío. aubade. se puede deducir lo siguiente: a) La práctica de fertilización adquiere mayor significado en aquellas especies con alto potencial genético de producción. se concluye que la composición de las especies y la cantidad de nutrimentos extraídos depende de la especie y es independiente del sitio donde se cultiven. citados por Guerrero (1993). desde el punto de vista cuantitativo.4. mientras algunas se adaptan a condiciones de infertilidad. como los raigrases. con tres niveles de producción considerados como alto. de donde resulta que. otras exigen suelos fértiles para desarrollarse normalmente. con niveles intermedios de producción. según Guerrero (1993). De la información de la Tabla 13. para las especies consideradas.1. El nivel de rendimiento de forraje es el factor determinante de los consumos nutricionales.La diferencia entre especies para extraer nutrimentos también es muy grande. como falsa poa y festuca alta.P2O5 . Las demandas de P2O5 son bastante inferiores a las de N y K2O. En ella se observa que.0. bajo condiciones tropicales.K2O. para un promedio de estas mismas especies.0 . De éstos datos. La Tabla 12 muestra la extracción de nutrimentos de distintas especies de clima frío. es del orden: 3. TABLA 12. con excepción de kikuyo. la relación promedia de extracción nutricional N .* Extracción de nutrimentos kg/ha/año N 389 151 224 240 432 890 336 P2O 83 73 61 95 110 134 100 K2O 415 207 201 268 480 672 403 Mg 14 22 45 60 34 S 28 57 34 Especie Rendimiento forraje seco ton/ha/año 14 8 7 8 16 25 15 Kikuyo Festuca alta Azul orchoro Raigrás inglés Raigrases (tetrelite. para niveles similares de producción. etc. 299 .) Alfalfa Tréboles * Fried y Broeshart (1965) y Mendoza (1980). En la Tabla 13 se compara el rendimiento promedio de extracción de varias especies de gramíneas en Colombia (las mismas incluidas en la Tabla 12). la extracción de K supera la de N. en Estados Unidos.

7. b)En la medida que los niveles de tecnificación en el manejo de la explotación ganadera permitan alcanzar altos rendimientos de forraje.45 0. fibra. pero muy poca importancia a la calidad de ese forraje.50 0. 2 Niveles de producción de forraje de festuca.61 82 10 12 Extracción de nutrimentos (kg/ha) 220 28 200 36 20 20 330 42 300 54 30 30 440 56 400 72 40 40 * Calculados con base en datos de Guerrero (1993).28 3. medio ambiente. Los datos se presentan en forma elemental para P y K. la práctica de la fertilización adquiere mayor importancia y justificación. 1 Promedio de rendimiento de kikuyo. orchoro y raigrases en EE. lo cual es evidentemente correcto. carbohidratos solubles y minerales. c) En la identificación de la dosis apropiada de fertilización debe tomarse en cuenta el nivel esperado de producción de forraje. Laredo (1985) y Wedin (1974).UU 2. así como la digestibilidad o aprovechabilidad del forraje por el animal.* Forraje seco (ton/ha/año) Composición promedia % Elemento Colombia N P K Ca Mg S 3.06 0. de las condiciones de fertilidad del suelo. y por consiguiente en su productividad. El valor nutricional de un forraje depende de la especie. de los factores climáticos. festuca.18 0.45 0. son parámetros que juegan un papel trascendental en la nutrición del ganado. Composición promedia y extracción de nutrimentos para un promedio de varias gramíneas con diferentes niveles de producción en Colombia y Estados Unidos. del estado de desarrollo y de los factores de manejo del pasto. el primero se alcanza más fácilmente. factor que también es muy importante. tecnología aplicada y potencial genético de productividad de la especie forrajera.25 0.TABLA 13.UU.75 0. en función de las condiciones del suelo.20 EE.25 320 30 324 48 19 21 10. 300 . orchoro. Los objetivos principales de la fertilización son aumentar la producción y mejorar la calidad del forraje ofrecido a los animales. y raigrases en Colombia.35 2.02 0. La concentración de proteína. VALOR NUTRITIVO DE LOS FORRAJES En producción de pastos se ha dado mucha importancia a la cantidad de forraje producida.

en cuanto a nutrición mineral se refiere. que determinan la edad de la planta al momento de ser cosechada y la fertilización. La planta es un reflejo de lo que contiene el suelo. La intensidad del pastoreo también afecta el valor nutritivo del forraje. el magnesio y el azufre. el hierro. que 301 . cobalto. En el tercer grupo se pueden catalogar aquellos elementos que se encuentran en la planta en una concentración similar a las necesidades el animal. la planta y el animal. en proporciones balanceadas. se aumenta la cantidad de forraje. en gran proporción. pero su contenido de carbohidratos solubles es generalmente más bajo. Las leguminosas se caracterizan por contener un nivel más alto de proteínas y fósforo que las gramíneas. hojas o tallos y la edad de la planta. pastoreos ligeros aumentan la calidad pero implican desperdicio de forraje. Existe una relación íntima entre el suelo. el calcio. Existe un primer grupo de minerales de los cuales el animal tiene un mayor requerimiento que la planta. pero no en el contenido porcentual de los elementos.planta . el sistema y frecuencia de pastoreo.Un pasto se considera de buena calidad si reúne las siguientes condiciones: a) Contiene todos los nutrimentos esenciales disponibles. por consiguiente. cobre y. Existen características hereditarias que determinan. zinc. aumentando. En este caso se mejora el factor de cantidad pero no el de calidad. pastoreos muy intensos disminuyen la calidad del forraje cosechado. En la relación suelo . y el animal un resultado de los nutrimentos que contiene la planta. selenio. A este grupo pertenecen el fósforo. pero pueden ser tóxicos para el ganado. Otros factores que influyen en el valor nutritivo son la parte de la planta que se utilice. cloro. el selenio y los nitritos y nitratos. ésta no aporta la cantidad adecuada y hay necesidad de suplementarlos directamente al animal. tanto el rendimiento de la planta como el del animal se ven afectados. en casos especiales. por lo tanto.animal se pueden presentar tres tipos de problemas. la fertilización tiene como consecuencia un aumento en la cantidad de forraje producido. Los factores de manejo que influyen en la calidad del forraje son. principalmente. b)Tiene alta digestibilidad. yodo. su valor nutritivo. c) Es gustoso o agradable para el animal. pero se disminuye la calidad. Entre estos figuran el sodio. La fertilización en general aumenta el contenido de proteína y minerales de los pastos. al aumentar los intervalos entre pastoreos. A este grupo pertenecen el molibdeno. el valor nutritivo de un forraje. En algunos casos. Pastoreos frecuentes producen forraje de alta calidad pero poca producción de materia seca. Los factores externos que influyen en la calidad del forraje son el suelo y el clima. cuando ésta es la única fuente de alimentación. En el segundo grupo se clasifican algunos elementos que la planta acumula sin perjuicio para su crecimiento y producción. Cuando se presenta deficiencia de estos elementos.

en este punto es necesario considerar algunos riesgos que 302 . En la Tabla 14 se presentan los niveles críticos de minerales en los suelos. TABLA 14.8 Trébol % 47 26 16 36 16 8 45 26 28 8.9 2. 1 Adaptado de Chaverra y otros (1967). en forrajes y sus requerimientos por los animales. minerales o por las variaciones en la digestibilidad del pasto.8 1. El efecto más notable de la fertilización está representado por un incremento en la producción de materia seca. que es la respuesta que generalmente se analiza para demostrar los beneficios obtenidos con esta práctica. Es importante recordar que un 90% de los suelos de Colombia son deficientes en fósforo y un 50% son potencialmente deficientes en azufre (Guerrero. Sin embargo.0 2. Especie Materia seca ton/ha/corte 1. En segundo lugar se afecta la calidad del forraje. actualmente. medida por diferentes parámetros como son el contenido de los distintos nutrimentos utilizados por el animal.9 2.7 2. 1987). aún en el clima frío (Guerrero. la deficiencia de azufre se ha acentuado y.*1 Dosis de N kg/ha/corte 0 Raigrás 25 50 0 Orchoro 25 50 0 Kikuyo 25 50 * Promedio de 19 cortes.7 2.son requeridos por plantas y animales en cantidades relativamente altas. Producción de materia seca de gramíneas de clima frío bajo fertilización nitrogenada en la Sabana de Bogotá. como proteína.1 2.4 2. 1996). puede ser potencialmente del 80%. RESPUESTA DE LOS PASTOS DE CLIMA FRÍO A LA FERTILIZACIÓN La respuesta de los pastos a la fertilización se puede considerar desde diferentes puntos de vista.

75 15.1 Producción de forraje Desde hace mucho tiempo se ha estudiado el efecto de la fertilización.* Dosis de N kg/ha/corte 0 50 Azul orchoro 100 150 0 50 Raigrás anual 100 150 0 50 Raigrás inglés 100 150 * Wieckzoreck y Bernal (1968).76 12. Los estudios iniciales se concentraron en la Sabana de Bogotá y el altiplano de Nariño. especialmente cuando no se hace en forma técnica. sobre la producción de materia seca de los pastos. 8.60 303 .20 27.97 17. TABLA 15.27 30. Respuesta de tres gramíneas a la aplicación de nitrógeno en Pasto. especialmente la nitrogenada.01 20. Especie Forraje verde ton/ha/corte 4.23 19. debe aumentar los ingresos del productor.52 10. es decir.97 7. mediante un adecuado retorno económico. como se puede observar en las Tablas 14 y 15. Nariño. con especial énfasis en las gramíneas. o por ambos. En cuarto lugar.20 16. o por un incremento en la capacidad de carga. El tercer efecto se manifiesta por un incremento en el rendimiento. que son el grupo de especies que presentan una respuesta más dramática.20 24. como consecuencia de la práctica aplicada.puede acarrear la fertilización. y que pueden afectar adversamente los animales. la fertilización debe mejorar la rentabilidad de la explotación. el cual puede estar representado por un aumento en la producción de carne o leche por animal.

con la introducción de nuevas variedades de pastos de clima frío.* P2O52 kg/ha 0 0 0 100 100 100 K2O2 kg/ha 0 0 50 0 50 50 E.03 1. con el objeto de determi- TABLA 16.43 3. K. cal y elementos menores.2 ton/ha 0 0 0 0 0 0 Cal2 ton/ha 0 4 4 4 4 4 Materia seca1 ton/ha/corte 1. Producción de materia seca1 ton/ha/corte K2O 0 100 0 100 Con riego 2.15 1.* Tratamientos kg/ha/corte P2O5 0 0 100 100 * Chaverra y otros (1967). especialmente con especies como la alfalfa.87 2.77 TABLA 17.76 1. 1 Promedio de 20 cortes. 2 P2O5 y K2O aplicados después de cada corte.77 * Wieckzoreck y Bernal (1968). elementos menores y encalamiento. Respuesta de la alfalfa a la fertilización y al riego en la Sabana de Bogotá. especialmente raigrases. Algunos resultados obtenidos con este tipo de fertilización aparecen en las Tablas 16 y 17.31 2. 1 Promedio de 11 cortes. cal y elementos menores aplicados anualmente. Respuesta de la alfalfa a la aplicación de fósforo.88 2.07 2.38 2.15 Sin riego 1. se ha continuado la investigación. potasio. que tiene requerimientos nutricionales muy diferentes a las gramíneas. En épocas más recientes.54 1. 304 .90 2.M. Pasto.También se estudió la respuesta a otros elementos diferentes como P. Nariño.

aunque la respuesta. En un suelo derivado de cenizas volcánicas (Typic distrandept). y encontraron que los mayores rendimientos se obtenían con el 25-15-0. como era previsible.0 0. Respuesta de pasto Raigrás Aubade a la fertilización nitrogenada en Subachoque (Cundinamarca). Izquierdo. en cuatro de los cinco cortes efectuados. F.5 1. (1981). Los mayores rendimientos se obtuvieron con 50 kg de N/ha después de cada corte. estudiaron los efectos de aplicación de N y P.0 1. estudiaron el comportamiento del raigrás tetraploide anual (Tetrablend 444) con dosis crecientes de 25-15-0. comparado con otros tres fertilizantes nitrogenados (urea. los mayores rendimientos se obtuvieron cuando se aplica305 .0 Forraje seco (ton/ha/corte) 2. como se puede ver en la Tabla 18.P.nar la eficiencia de estas especies para aprovechar el N aplicado. fue más intensa durante los períodos de lluvia. en particular mediante la aplicación del fertilizante 25-15-0. nitrato de amonio y sulfato de amonio). En la Sabana de Bogotá. Zurita y Vanegas (1986). citados por Guerrero (1993). según se observa en la Figura 1.5 Verano 3. Orrego y Restrepo (1986). encontró efectos lineales sobre los rendimientos de raigrás aubade cuando aplicó 50 ó 75 kg/ha/corte de N. Izquierdo (1981).5 2. El efecto fue positivo y de tendencia lineal.5 0 0 50 Dosis de nitrógeno (kg/ha/corte) 75 FIGURA 1. citado por Guerrero (1993). citados por Guerrero (1993). Invierno 3. en las variedades de raigrás tetrelite y terli. El rendimiento de forraje seco se incrementó considerablemente al aumentar las dosis de fertilizante hasta 300 kg/ha/corte.

especialmente los raigrases. 3 Ver.45b 2. como se puede observar en la Tabla 21. sobre la producción de materia seca de los raigrases tetrelite y terli.24a 2. Inv: Invierno.11a 0. variedad “Gulf ”. a la aplicación de dosis crecientes de fertilizante completo (15-15-15).73a 1. NAM: Nitrato de Amonio.82a 0.97a 1.69 1.02a 1. Ver: Verano. ron 25 kg/ha adicionales de KCl.97a 0.94b 2.72b 0.76a 1.46a 1.79b 1.11a 0.* Fuente de variación Variedad Tetrelite Terli Fuente Urea NAM SAM 25-15-0 Dosis de N kg/ha/corte 0 50 100 2. no solamente en el raigrás puro sino también en las mezclas con tréboles. como se observa en la Tabla 19. La fertilización con S ha producido magníficos resultados.47a 1.70a 2. 4 Ver. en particular con la dosis más alta de 25-15-0.16b 1.78a 2. En la Tabla 20 aparecen los rendimientos obtenidos con tres variedades de raigrás.68a 1.37 1.94a 0. Promedios con la misma letra no son significativamente diferentes. dos tetraploides y un diploide. una variedad de condiciones similares.52a 1. en cinco cortes.81a 1. Efecto de cuatro fuentes de nitrógeno. pero no así la de P ni la interacción de ambos elementos. que actualmente ha sido sustituido por el “Rust Master”.92 1. un diploide de excelente adaptación a las condiciones de Colombia.88 2.46a 1.78 Producción de materia seca (ton/ha) 1 Inv.85a 2. 2 Inv.97 2.56a 1.52a 2. La mayor respuesta se obtuvo con el raigrás italiano.80a 1. La respuesta a la aplicación de S fue significativa. SAM: Sulfato de Amonio. en un Typic distrandept de Cundinamarca.56a 1.00a 0.TABLA 18.54a 1. responden bien a la aplicación de fertilizantes completos como el 15-15-15.99a 1.83a 2.39a 2.05a 1.51b 0.80 1.67a 2. Promedio * Zurita y Vanegas (1986).63a 2. aún en dosis altas.64 1.98a 2.20a 0.52a 2.93a 1. en tres dosis.73 1. Los pastos de clima frío.71b 0.78b 1. 5 Inv.60a 2. 306 .69a 1.

Rendimiento forraje seco ton/ha/corte KCl 0 0 25 0 25 0 25 0.95 1.58 1. cultivaron esta especie en un eutropept de la Sabana de Bogotá. De los resultados reseñados resulta evidente que la fertilización nitrogenada y. Según los resultados consignados en la Figura 2 .P . Esta práctica es la que se conoce como fertilización de mantenimiento.10 2. mediante aplicaciones repetidas después de cada uno ó dos cortes o pastoreos. el incremento en la dosis de S de 20 a 60 kg/ha. Los máximos rendimientos se obtuvieron cuando este contenido fue superior al 0. son fundamentales para mantener altos rendimientos en pasturas mejoradas y debidamente manejadas. NPK. agregado como sulfato de calcio. al cual pertenece la colza. Bernier y Torres (1986). Adicionalmente se ha encontrado que los pastos mejorados requieren una fertilización básica del tipo N . lo cual es lógico.67 El S ha sido utilizado con éxito en la fertilización de colza forrajera. produjo aumentos significativos en el rendimiento de forraje seco.* Tratamiento kg/ha/corte 25-15-0 0 100 100 200 200 300 300 * Orrego y Restrepo (1986). pues muchas especies del género Brassica . presentan altos requerimientos de este elemento.K.TABLA 19 Efecto de dosis crecientes de 25-15-0 sobre el rendimiento de forraje seco del raigrás tetrablend 444.30% (Figura 3).07 2. cualquiera que sea la fertilización básica con N . eventualmente. que debe efectuarse durante el establecimiento de la pradera y repetirse por lo menos anualmente. NS.51 2.48 2.P . citados por Guerrero (1993). cuyos niveles guardaron una relación directa con el contenido de S foliar. 307 . para evaluar el efecto de varios tratamientos fertilizantes sobre la producción de forraje.K. las combinaciones NP. frecuentemente acompañada de elementos menores y enmiendas. dependiendo de la especie y de la evolución de la fertilidad del suelo.

55 2. Variedad Forraje seco1 ton/ha/corte 1. Los resultados reportados son muy variables.91 1.73 1.12 1. Producción de forraje de tres variedades de raigrás con diferentes dosis de fertilizante completo.48 2.65 1. La respuesta a la fertilización nitrogenada depende del tipo de suelo.44 1. 1 Promedio de tres cortes. especialmente cuando se aplica a mezclas de gramíneas y leguminosas.2 Calidad de forraje Se ha especulado mucho acerca del efecto de la fertilización sobre la calidad del forraje.* Dosis de fertilizante kg/ha de 15-15-15 0 100 Tetrablend 120 200 400 0 100 Tetrablend 30 200 400 0 100 Raigrás italiano Var. o ésta es negativa. balance entre los distintos nutrimentos disponibles. donde se deprime la producción de la leguminosa (Tabla 14). Gulf 200 400 * Adaptada de Bernal (1994).TABLA 20.26 2. 308 . especie de forraje y condiciones climáticas. pues existe una serie de reportes contradictorios en relación con los efectos de este elemento sobre la calidad del forraje y la salud de los animales. El elemento más debatido ha sido el N.37 8.83 1. Numerosos experimentos realizados en Colombia y el exterior prueban que la fertilización nitrogenada aumenta la producción de forraje.94 2.60 1. sin afectar adversamente ni la calidad del pasto ni el consumo o la producción por parte de los animales. niveles de fertilidad de éste. En algunos pocos casos no se ha presentado respuesta a la aplicación de N.

debido a un incremento en el contenido de agua en la planta. Cuando los pastos se cosecharon a una altura determinada. especialmente en la producción de hojas. pectina. así como la producción de grandes cantidades de hojas. Respuesta de la colza forrajera (Brassica sp) a la aplicación de Azufre en un suelo de Cundinamarca. Además. Los mismos autores reportan que altas dosis de N estimularon el crecimiento de los raigrases y el orchoro. Adaptado de Bernier y Torres (1986). 309 . que se cortaron más frecuentemente. El efecto general de la aplicación de N es un aumento en producción de materia seca y proteína por unidad de área. celulosa y hemicelulosa.N P2O5 K2O 37 75 25 16 14 12 10 8 6 4 2 0 20 N P2O5 K2O 112 75 75 N P2O5 K2O 112 25 25 Forraje seco (ton/ha/corte) 60 Dosis de S (kg/ha) FIGURA 2. tuvieron contenidos más bajos de carbohidratos estructurales. lo cual resultó en un mayor número de cortes. Según Noller y Rhykerd (1974). los forrajes con alto nivel de fertilización tuvieron mayor digestibilidad y el contenido de hemicelulosa se redujo en 20%. especialmente fructosana. tiene como resultado inmediato una disminución en el contenido de los carbohidratos de reserva. los pastos con altas dosis de N. mientras la fertilización con P y K no presenta ningún efecto. se han reportado disminuciones de hasta el 7% en el contenido de materia seca del forraje. cuando se dispone de suficiente humedad. El efecto estimulatorio que ejerce el N. cuando se fertiliza con N. En otros estudios se ha reportado que la fertilización nitrogenada reduce el contenido de fibra y lignina del ensilaje de maíz.

La fertilización nitrogenada también influye sobre la digestibilidad y el consumo de forraje por los animales. El contenido de proteína en el forraje de raigrás aubade pasó de 12 a 25% cuando se cortó cada 25 días. de 9 a 12%. indicando que la fertilización nitrogenada mejora tanto la digestibilidad como la gustosidad (palatabilidad) y el consumo voluntario del rebrote. o produciendo compuestos que pueden afectar negativamente a los animales. Adaptado de Bernier y Torres (1986). disminuyendo los contenidos de nutrimentos. siendo la digestibilidad promedia mayor cuando la edad del rebrote del kikuyo era de 39 a 50 días. En Colombia se ha reportado un aumento sustancial en el contenido de proteína debido a la aplicación de N. 1981).25 0. 310 . en otros.20 0. A este respecto.Foliar (%) 0. en comparación con el rebrote de 78 días (Tabla 22). En el citado estudio se concluyó que el corte o pastoreo cada 25 ó 35 días permite obtener mayor cantidad de forraje y de mejor calidad que la frecuencia de cosecha cada 45 días.35 Forraje seco (ton/ha/corte) FIGURA 3. Relación entre el contenido de Azufre foliar y los rendimientos de forraje de la colza forrajera (Brassica sp) en un suelo de Cundinamarca. como se observa en la Tabla 23. como se aprecia en la Figura 4 (Izquierdo. La fertilización también incrementó el consumo de forraje del kikuyo.16 14 12 10 8 6 4 2 0 0. cuando se cosechó cada 45 días. Soto y colaboradores (1980). demostraron que con la aplicación de 50 ó 100 kg/ha/N/corte se incrementó la proporción de pasto digerido.30 S . citados por Guerrero (1993). el aumento fue mucho menor. y de 11 a 18% cuando se cosechó cada 35 días. Otros elementos diferentes al N también pueden afectar la calidad del forraje. en algunos casos mejorándola y.

La fertilización fosfórica también se ha encontrado que aumenta los contenidos de proteína 311 . F. especialmente cuando se hace con cal dolomítica. Las sobredosis de cal agrícola puede tener como consecuencia una disminución en la concentración de Mg en el forraje. En muchos estudios realizados en diferentes países se ha encontrado un aumento significativo en el contenido de P de los forrajes. El encalamiento mejora los contenidos de micronutrimentos en el forraje debido a que estos se encuentran como impurezas de las cales.P. Cu. frecuentemente el P se encuentra en menor concentración que el Ca dentro de la planta. Zn. especialmente de las leguminosas. que modifica la disponibilidad de algunos nutrimentos. especialmente en especies como los raigrases que se caracterizan por absorber cantidades bajas de este nutrimento. pero más importante aún es el efecto de la cal sobre el pH. en Subachoque (Cundinamarca). una de las prácticas más frecuentes es el encalamiento para mejorar las condiciones de pH del suelo. El P en el forraje está muy relacionado con el Ca. Co. cuando se fertiliza con P o con P y cal.Corte cada 25 días 24 22 20 18 16 14 12 10 8 0 Corte cada 35 días Corte cada 45 días Contenido de proteína en el forraje (%) 50 Dosis de nitrógeno (kg/ha/corte) 75 FIGURA 4. especialmente Mn. Efecto de la fertilización nitrogenada sobre el contenido de proteína en el forraje de Raigrás Aubade a diferentes intervalos de corte. (1981). además el número de suelos deficiente en P es mayor que el de suelos deficientes en Ca. Mg y P del forraje. Izquierdo. B y Mo. En la mayor parte de los casos el encalamiento incrementa los contenidos de Ca.

571 1.438 1. El elemento que más se afecta es el Mg.086 1. Forraje seco (kg/ha) Trébol 385 586 642 676 626 451 583 478 588 702 449 592 598 660 504 Raigrás 1. Más importante que el contenido total de K en un forraje es el efecto que tiene sobre la disponibilidad de otros minerales.500 1.036 y Ca de los forrajes.379 1.448 2.052 1.287 1.245 2.426 1.113 2. citados por Bernal (1994).749 2. Producción de forraje seco de la mezcla de raigrases y trébol blanco con diferentes niveles de aplicación de azufre y fósforo.TABLA 21.899 2. Aparentemente la fertilización con P no tiene ningún efecto sobre la absorción de microelementos por los pastos.600 1.134 2.542 1. El efecto del P en la absorción de N depende de la disponibilidad de éste.584 1. Fertilizaciones potásicas muy altas disminuyen los contenidos de Na.562 1.279 1.515 1.150 2. pero están estrechamente correlacionados. que se 312 .300 1.857 2.* Tratamientos (kg/ha) P2O5 S 0 10 0 25 50 75 0 10 75 25 50 75 0 10 150 25 50 75 * Munévar y Rozo (1983). Ca y Mg en las plantas.985 2.921 2.788 1.569 1.532 Total 1.154 1.

78 60. para una óptima producción de forraje.46 56.60 67. cuando se utilizan las cantidades adecuadas de K.19 39 56.38 61.* Edad del rebrote (días) 78 51.10 57.40 Promedio 50.89 56. El S está muy relacionado con el metabolismo del N.58 72. citados por Guerrero (1993).75/día). pero no afecta ningún otro parámetro de calidad del forraje. sin embargo.58 74.49 57. no se afecta la absorción de Mg ni la de microelementos.60 - Dosis de N kg/ha/corte 0 50 100 Promedio * Soto y otros (1980). citados por Guerrero (1993).87 39 64.42 - Dosis de N kg/ha/corte 0 50 100 Promedio * Soto y otros (1980). tanto en la planta como en el animal.98 60.96 66.84 62.19 51.31 61.46 50 53. Efecto de la fertilización nitrogenada y la edad del rebrote sobre el consumo voluntario de forraje de pasto kikuyo (9.00 66.75 49. Efecto de la fertilización nitrogenada y de la edad del rebrote sobre la digestibilidad (%) del forraje del pasto kikuyo.00 66. solo o combinado con N. puede reducir hasta en un 30% en presencia de cantidades altas de K.42 57. La digestibilidad de la alfalfa sí se puede mejorar con aplicaciones de K.* Edad del rebrote (días) 78 41.TABLA 22. No se ha podido comprobar que las aplicaciones de K afecten la digestibilidad de la materia seca ni la gustosidad de los pastos. El Mg es muy importante por su papel en el control de la tetania de los pastos (hipomagnesemia).99 67.63 47.86 50 67.77 70.W./kg. ayudan a TABLA 23. 313 .26 57.64 Promedio 60. Contenidos adecuados de S aumentan el contenido de proteína de los forrajes.

y se ha encontrado que. Se ha sugerido una posible relación entre N en la planta y la absorción de Mg. estudiaron el efecto de cuatro fertilizantes (urea. principalmente la nitrogenada. muerte del animal por anoxia. citados por Guerrero (1993). así como los más 314 . si el forraje contiene 0. se ha relacionado con algunos desórdenes metabólicos en los animales. debido a un mejor funcionamiento de las bacterias del rumen. sulfato de amonio y 25-15-0) sobre la acumulación de nitratos en el forraje de los raigrases tetrelite y terli en un suelo Andept de la Sabana de Bogotá. es un desorden metabólico relacionado con una deficiencia de Mg. Desde el punto de vista de composición del forraje. de acuerdo con el análisis respectivo. con la aplicación de sulfato de amonio. se obtuvieron los más bajos niveles de nitratos en el pasto. En la Tabla 24 se observa que. Los principales desórdenes que se pueden presentar en los animales. y las deficiencias del suelo. cuando se hacen aplicaciones fuertes de N al comienzo de las lluvias. B. considerando los requerimientos nutricionales de la especie de forraje cultivada. Zurita y Vanegas (1986). normalmente no se presentan problemas de consumo. algunos sostienen que niveles de 0. cuando se incluye la mezcla de microelementos. y que han sido relacionados con fertilización nitrogenada. finalmente.21% pueden ser peligrosos. Mo). Mn.prevenir las intoxicaciones por nitritos y nitratos y mejoran la digestibilidad de la fibra y la materia seca. Los mayores contenidos de nitratos se han reportado después de una sequía prolongada. existe bajo peligro de hipomagnesemia. estado fisiológico y producción esperada. mientras que otros afirman que solamente son peligrosos cuando representan más del 1% de la materia seca del forraje. metabólicos o de producción en los animales. El tipo de fertilizante nitrogenado utilizado es muy importante para la acumulación de nitratos. se aumenta el contenido de estos en el forraje. se mejora la digestibilidad de la materia seca y se aumenta la producción de forraje. Los nitratos se convierten en nitritos en el rumen y en esa forma penetran en la corriente sanguínea. los del animal de acuerdo con su raza. son: a) Hipomagnesemia: Conocida como tetania de los pastos. y algunas veces también Ca.25% de Mg en base seca y el K se encuentra en un nivel moderado. Cu. nitrato de amonio. el forraje se vuelve tóxico y puede producir una serie de desórdenes metabólicos. Se han realizado muchos estudios combinando fertilización con NPK o NPK + Mg y con la incorporación de mezclas de microelementos (Zn. básicamente cuando la fertilización se reduce a la aplicación de este elemento en altas cantidades. estudios realizados con ovinos indican que los altos niveles de N no afectan la disponibilidad de Mg. Cuando se hace una fertilización balanceada. Cuando los nitratos en el forraje son altos se presentan reabsorciones fetales y abortos y. b)Envenenamiento por nitratos: Cuando se acumulan nitratos en las plantas . donde reaccionan con la hemoglobina produciendo un compuesto incapaz de transportar oxígeno a los diferentes tejidos del animal. No existe unanimidad en cuanto a los niveles tóxicos de nitratos. La fertilización. en el suero sanguíneo.

Este efecto fue particularmente acentuado en la iniciación de las épocas de lluvias. puede agravar el problema de la acumulación de nitratos en los pastos.8 Corte 2 Inv. puesto que uno de los elementos básicos para la formación de proteína y la disminución de los niveles de nitratos es el S. % 14.5 16.0 14. Fertilizante NO3 ppm Urea Nitrato de Amonio Sulfato de Amonio 25-15-0 805 1.9 16.3 16. (La concentración disminuyó de 3.9 17. en kikuyo. NO3 ppm 2. Estos resultados sugieren que la fertilización nitrogenada. Corte 4 Ver.281 758 1.15 .* Corte 1 Inv. Efecto de diferentes fertilizantes nitrogenados (50 kg/ha/N/corte) sobre la acumulación de nitratos y el contenido de proteína en el forraje de los raigrases tetrelite y terli en la Sabana de Bogotá.771 1.8 17.3 15. % 16. c) Envenenamiento por ácido cianhídrico: Muchas plantas forrajeras pueden acumular un glucòsido cianogénico llamado durina.294 Prot. En recientes estudios se comprobó que la aplicación del fertilizante 30-6-0 disminuyó la concentración de nitratos en un 30% aproximadamente.250 ppm a 2. Este resultado es lógico.957 Prot.500 ppm en San Pedro. citados por Guerrero (1993).0 223 479 74 976 Prot.4 13.5 20. Fertilizante NO3 ppm Urea Nitrato de Amonio Sulfato de Amonio 25 .343 Promedio NO3 ppm 858 1.4 NO3 ppm 768 1. como en el caso del sulfato de amonio. constituyente de los aminoácidos azufrados.3 15.6 16.7 Prot. % 18.560 787 1. que al descomponerse en el tracto digestivo de los rumiantes origina ácido cianhídrico o prúsico (HCN). datos sin publicar.1 14.274 710 1. en particular cuando se utilizan dosis superiores a 50 kg de N/ha/pastoreo. excepto cuando la fertilización nitrogenada se acompaña con aplicación de S.0 13.619 Prot.4 13.6 15.altos niveles de proteína.4 19.0 16. Antioquia (Bernal. al iniciar las lluvias. % 16. 1997). que efectivamente son críticas en cuanto a la intoxicación por nitratos.997 496 1.4 Corte 5 Inv. % 15. Corte 3 Ver.900 2.033 2.6 17.7 * Zurita y Vanegas (1986). veneno de alta poTABLA 24.523 Prot. cuando se comparó con el Fertipasto.3 NO3 ppm 753 1. 315 . % 16.

donde el contenido de tréboles es mayor. igualmente tiende a disminuir el peligro de timpanismo. El nivel crítico es de 3. o suministrando simultáneamente un forraje ensilado o heno. comparado con las praderas que no reciben N. para producir un efecto de dilución.200 11.9 1.552 38. 1 Para los cálculos se asumen un 30% de pérdidas de forraje y un consumo uniforme de 60 kg/animal/día de forraje verde.tencia.048 89.100 14.030 20.830 16. se encuentra el kikuyo.360 108.620 27.660 4. El problema se puede evitar dejando madurar la planta.1 5.510 16. en los rebrotes y partes más tiernas de las plantas.4 4. pero el antídoto diferente. para HCN se utiliza azul de metileno.3 * Izquierdo (1981).9 6.570 112.3 1.* Frecuencia de corte días Dosis de N kg/ha 0 25 50 75 0 35 50 75 0 45 50 75 Forraje verde kg/ha 3.140 18.7 5. Estos dos factores determinan la producción por unidad de área que es la medida TABLA 25.500 ppm en base seca.816 Capacidad de carga1 animales/ha 1. La producción animal se mide por medio de la capacidad de carga y de la producción por animal.2 4. 8. Cuando existan dudas se debe examinar el contenido de ácido prúsico en el forraje. Entre las plantas forrajeras de clima frío. especialmente si han sido fuertemente fertilizadas con N.3 Efecto de la fertilización sobre la producción animal.860 Número de cortes/año 14 14 14 10 10 10 8 8 8 Forraje disponible kg/año 31.878 139. Los síntomas de intoxicación son similares a los de envenenamiento por nitratos. d)Timpanismo: Una de las ventajas de la fertilización nitrogenada es la disminución en la incidencia de timpanismo.0 5. que presentan este problema. citado por Guerrero (1993). Efecto de la fertilización nitrogenada sobre la producción de forraje verde del raigrás aubade y sobre la capacidad de carga en diferentes frecuencias de corte. Como la fertilización nitrogenada tiende a disminuír la población de leguminosas. El HCN se presenta en cantidades altas después de una helada o de una sequía severa. libres del problema. 316 .980 130.240 5.768 116.

Pastos mejorados. en las condiciones de clima frío. En la Sabana de Bogotá. la producción de carne aumenta significativamente. B. Pastos nativos. sin fertilización. Soacha y Cundinamarca.33 animales/ha y 15. 1 A. que fue la especie que presentó una mayor respuesta. Izquierdo (1981).5 46. cuando se aplican diferentes dosis de fertilización nitrogenada.1 10.3 52. en algunos casos incrementa la capacidad de carga. En Colombia se ha determinado el beneficio de la fertilización mediante la producción de carne y lana con ovinos.5 193.0 10. La capacidad de carga.4 32. D. 1 ton/ha de Escorias Thomas.3 Tratamiento1 A B C D E * Adaptado de Chaverra y otros (1974). para raigrás anual. Con mayores frecuencias de corte los efectos fueron algo inferiores (Tabla 25).2 247.1 52.9 9. El beneficio de la fertilización no solamente se mide por el incremento en la capacidad de carga.6 38.96 l/ha/día de produc- TABLA 26. y Morales y otros (1968). pasó de 1. Pastos nativos sin fertilizació n.* Capacidad de carga animales/ha 4. 1 ton/ha de Escorias Thomas.2 32. bajo diferentes sistemas de fertilización con ovinos.4 animales/ha/ año sin N. cuando se fertilizan las praderas y se incorporan especies mejoradas. leche o lana por unidad de área.8 11. calculó los efectos de la fertilización nitrogenada (urea) sobre la capacidad de carga del raigrás aubade. Encontró que. únicamente mantienen los animales y producen un poco de lana. ampliamente cultivadas. con períodos de corte cada 25 días. En la Tabla 27 se incluyen los resultados obtenidos con tres especies de clima frío. C.5 186.3 animales/ha/año con la aplicación de 75 kg/ha/corte de N. Como se puede observar. la fertilización nitrogenada triplicó o cuadruplicó la disponibilidad de forraje. se puede medir por la producción de carne. Pastos nativos.9 Producción de carne Producción de lana kg/ha/año kg/ha/año 4. citado por Guerrero (1993). San jorge. y de carne y leche con bovinos. en otros aumenta la producción por animal y en otros mejora ambas cosas.9 224. Pastos mejorados 50 kg/ha de N + 50 kg/ha de K2O + 1 ton/ha Escorias Thomas. En la Tabla 26 aparecen las capacidades de carga y producciones de carne y lana. a 6. los pastos nativos. E. y la capacidad de carga pasó de 1.que realmente interesa al productor.0 14. bajo condiciones de páramo. Producción de ovejas Romney Marsh en praderas naturales y mejoradas.6 55.8 69.6 Ganancia diaria g 3. 50 kg/ha de N + 50 kg/ha de K2O + 1 ton/ha de Escorias Thomas. pero no se puede esperar una producción significativa de carne. Uno de los efectos más estudiados de la fertilización es la producción de leche con diferentes pastos de clima frío. 317 . La fertilización tiene ambos efectos.

86 2.04 39. se podían obtener rendimientos interesantes en las praderas de clima frío. se midieron la capacidad de carga y la producción de carne con machos normando cruzados. al aplicar un nivel adecuado de tecnología.33 animales/ha y 51. Intervalo entre cortes.60 1. 60 días.96 14. Efecto de la fertilización nitrogenada sobre la producción de materia seca.53 3.96 24. 1 Promedio de 12 cortes. Consumo 2.20 1.33 2.00 32.24 15. La producción con 0 N es el nivel 100.20 42.60 0.00 2. Adaptado de Lotero (1974). 1 Unidad Animal = 1 vaca de 400 kg con cría.ción de leche. De los resultados incluídos en esta última tabla se puede deducir que la sola fertilización no es suficiente para alcanzar altos niveles de TABLA 27.96 51.56 3.20 22. a 4.74 0. 318 .96 l de leche ha/día.10 3.33 4.44 25.20 22.* Especie Dosis de N kg/ha 0 25 Kikuyo 50 75 100 0 25 Raigrás anual 50 75 100 0 25 Azul orchoro 50 75 100 Materia seca ton/ha 1.80 30.54 1.33 1.12 Incremento producción % 100 135 163 186 198 100 150 200 250 325 100 130 151 170 151 Capacidad carga animales/ha 1.60 2.77 1.87 2. con la aplicación de 100 kg/ ha de N después de cada pastoreo. se encontró que.12 2.96 1.26 0.90 2. capacidad de carga y rendimiento de leche para tres gramíneas de clima frío en la Sabana de Bogotá.44 * Bernal (1996).5 % del peso vivo en materia seca = 10 kg/MS/día.67 3. Sin riego.00 2.12 1.72 37.76 19. Tomando en cuenta los resultados de varios ensayos.14 1. utilizando diferentes niveles de tecnología.36 45. En producción de carne. como se puede ver en la Tabla 28.10 1.23 1.80 1.26 1.87 Producción leche1 l/ha/día 22.

TABLA 28. como aparece en la Tabla 29.500 0.10 0.400 0. cuando esta relación es negativa. que no es más que los pesos que se obtienen por cada peso que se invierte en la fertilización.90 2. o cuando la especie fertilizada no tiene la capacidad genética para responder a las dosis aplicadas.50 3. esta circunstancia solamente se da cuando las dosis de fertilizante son demasiado altas. 8. Tomando como base los datos incluídos en la Tabla 27. sin aumentar los costos considerablemente. Mientras más grande sea esta relación mayor es el beneficio que se obtiene con la práctica. Cuando la relación es igual a 1.4 Significado económico de la fertilización.* Producción de carne kg animales/día Continuo Continuo + control malezas Alterno Alterno + fertilización Rotación Rotación + fertilización * Bernal (1996). la práctica no reporta beneficios económicos. según distintas alternativas de manejo. pero en orchoro solamente aumenta hasta dosis 319 . en kikuyo y raigrás.470 producción y que su efecto se puede maximizar cuando va acompañada de prácticas como la rotación de potreros y el control de malezas. En la tabla anterior se observa cómo la producción de leche aumenta al incrementar la dosis de N. donde se registra el aumento en la capacidad de carga.490 0. Capacidad de carga. ganancia díaria de peso y producción de carne en potreros. El principal objetivo de la fertilización es aumentar la rentabilidad de la explotación ganadera. es decir.520 0.00 3. Cuando esta relación es positiva.40 5.40 1. que por cada peso que se invierte se obtiene un retorno superior a un peso. Sistema manejo Carga animales/ha ha/año 204 277 475 548 609 876 1. y estimando una producción promedía de 12 l/animal/día.400 0. se puede calcular el incremento en producción de leche debido a la fertilización. La relación entre lo que se invierte en fertilizante y la ganancia que se obtiene en forma marginal es lo que se denomina como relación Beneficio/Costo (B/C). la fertilización es una práctica rentable. aunque puede mejorar aspectos agronómicos de la pradera. se pierde dinero con la fertilización.0. mediante un incremento en la producción.

Incremento de leche debido a la fertilización. En la Tabla 30 se incluyen los cálculos de rentabilidad de esta práctica. lo cual confirma el concepto de que la dosis apropiada de fertilizante depende en gran parte de la especie. En último término.44 7.8 Kikuyo 50 75 100 0 25 Raigrás anual 50 75 100 0 25 Azul orchoro 50 75 100 * Bernal (1996). responden bien a dosis superiores.6 482. por esta razón se calcula la leche producida en este perí odo.68 10. 320 .4 964. como el raigrás.4 460.68 Incremento leche1 l/ha/60 días 475.260.0 1. mientras especies como kikuyo y orchoro presentan su máxima relación con fertilizaciones bajas.08 21.160.173.00 4. de alrededor de 25 kg/ha de N.92 14.6 1. 1 Los perí odos entre cortes o pastoreos fueron de 60 dí as. cerca- TABLA 29.44 7.00 36. especies con una mayor capacidad genética para producir forraje.0 2. En ella se observa que las especies responden de manera muy diferente desde el punto de vista de la relación B/C.346. después de cada pastoreo.2 864.4 460.0 266.de 75 kg/ha/N/pastoreo.40 8.04 16.56 22.8 1.40 19.8 626.* Especie Dosis de N kg/ha 0 25 Incremento leche l/ha/día 7. lo que importa es la magnitud de la respuesta económica obtenida con la fertilización. con costos actualizados a junio de 1997.

MODALIDADES DE FERTILIZACIÓN Como ya se ha visto. d)Incrementa la capacidad de carga. f ) Acorta el período de recuperación del pasto en praderas en rotación. genera resultados espectaculares. 9. y la relación B/C muy cercana a 1. las especies forrajeras. b)Permite aprovechar al máximo el potencial genético del hato. Si se compara la rentabilidad y la relación B/C de 1997 con la de 1996. la relación B/C tenderá a ser constante. para dosis muy altas de N. la relación B/C se podrá mover a favor o en contra del productor. las heladas y las hace tolerantes a plagas y enfermedades. pero un ingreso marginal de $395. pues los del ejemplo analizado eran de producción promedia de 12 l de leche/animal/día. lo cual indica que. Los costos son susceptibles de variación.19. donde el costo del fertilizante y el valor de la leche marginal producida fueron prácticamente iguales. el precio de los fertilizantes ha aumentado más que el de la leche. g) Promueve un aumento significativo en la calidad del forraje. Otros resultados adicionales de la fertilización son: a) Produce óptimos resultados en corto tiempo. particularmente las gramíneas.nas a los 100 kg/ha/N. el ingreso marginal neto aumentó en todas las especies con las dosis crecientes de N. aunque la relación B/C no sea la máxima. el cual. en el último año. Si el precio de la leche o del fertilizante sufren cambios bruscos hacia arriba o hacia abajo. mientras que con 100 kg/ha de N se obtiene una relación B/C de solo 5. pero mientras el fertilizante y el producto final suban o bajen en la misma proporción. Esta respuesta positiva se debe principalmente al N. como ya se describió. excepto con el azul orchoro. Sin embargo. lo cual requerirá un replanteamiento en la práctica de la fertilización. ha descendido ligeramente. Con 25 kg/ha se obtiene una relación B/C de 7.74 y un ingreso marginal de $147.295. en términos de la cantidad de forraje producido por unidad de superficie. por ejemplo. Esta también se puede mejorar con un incremento en el precio de la leche al productor. En muchos casos es viable aumentar las dosis de fertilizante. responden muy bien a la fertilización. debido a que el ingreso marginal justifica la inversión.140. La rentabilidad también se puede mejorar con animales de mayor capacidad genética de producción. al comparar la aplicación de 25 y 100 kg/ha de N en kikuyo. como ocurre. e) Aumenta la resistencia de las especies a la sequía.0. la mayor cantidad de forraje 321 . c) Aumenta la cantidad de forraje disponible por unidad de superficie. después de cada pastoreo. h)Permite incrementar la producción de carne y leche por animal y por unidad de superficie. Sin embargo.

19 0 7.140 0 149.240 161.760 471.685 395.280 219. precios de junio de 1997.400 410.240 0 168. se perderá una parte del efecto del N aplicado.93 0 3.90 3.95 6.025 38.100 Ingreso marginal $ 0 147.075 76.12 Kikuyo 50 75 100 0 25 Raigrás anual 50 75 100 0 25 Azul orchoro 50 75 100 * $761 por kilo de N ($17.87 6.000 0 93. Con la fertilización de manteni- TABLA 30. disminuirá acentuadamente el valor nutritivo del forraje.925 679.165 85.320 302.100 0 19.350 353. K. En consecuencia.050 57.025 38.840 337.100 0 19.500 bulto de urea de 46% de N). Resultado económico de la fertilización.680 441. Ca y microelementos.74 6. particularmente P. y $350 por litro de leche en finca.075 76.24 2. Mg.900 0 74.050 57.000 756. y además.050 57.84 1.20 5.240 161.025 38.215 123.180 Relación B/C 0 7.630 383.producida lleva necesariamente a una mayor extracción o demanda de otros nutrimentos.87 7. si el suelo no dispone de suficientes cantidades de estos elementos y no son añadidos en la fertilización.815 299.280 Especie Dosis de N kg/ha 0 25 Costo de N $ 0 19.73 8. S. con el fin de promover un pronto y vigoroso establecimiento y un rápido desarrollo de la pastura.* Valor leche adicional $ 0 166.075 76. Las praderas necesitan dos tipos de fertilización: fertilización de establecimiento y fertilización de mantenimiento. 322 .230 162. El objetivo de la fertilización de establecimiento es el de corregir los problemas de fertilidad y acidez.295 264.

práctica que en los pastos de clima frío ha producido excelentes resultados. la mezcla apropiada del sulfato de amonio con otras fuentes (urea. especialmente en suelos deficientes en S y/o en suelos con pH igual o superior a 6. En la fertilización para establecimiento. el P juega un papel destacado. 25-15-0-2-3). La deficiencia de P durante el establecimiento comprometerá muy seriamente el futuro de la pastura. y de esta manera se conserve un buen nivel de productividad en el hato. al voleo. Adicionalmente. Nitrón 30. al menos anualmente. se pueden hacer aplicaciones después de cada uno o dos pastoreos. con el objeto de que la producción de forraje no decaiga aceleradamente. con el fin de que el desarrollo inicial de la pradera sea vigoroso y abundante. Sin embargo. adicionando también elementos secundarios y menores que eventualmente alcancen niveles deficitarios. o el abono compuesto alto en N. La fertilización de establecimiento tiene como objetivo generar en el suelo óptimas condiciones de fertilidad. especialmente debido a que es un elemento determinante del desarrollo radical. será necesario corregir las deficiencias de S y microelementos. La aplicación del fertilizante para establecimiento debe efectuarse en la siembra o presiembra. cuando la siembra se hace al voleo. Con el fin de regular la dosis de S. coincidiendo con las épocas de lluvias. En la fertilización de mantenimiento. o en bandas si el sistema de siembra utilizado es en surcos. o se reciclan los concentrados por el animal en las excretas. Gran parte de la vida útil de una pradera depende de un abonamiento adecuado durante su establecimiento. o su aplicación alterna. Otra fuente de gran importancia en la fertilización de mantenimiento es el sulfato de amonio (SAM). incorporado.0. que tienden a producir áreas fértiles e infértiles dentro de la pradera. leche o lana). deben dosificarse en aplicaciones repetidas a lo largo del año. las aplicaciones serán estacionales. 323 .2 Fertilización de mantenimiento La fertilización de mantenimiento está encaminada a devolver al suelo los nutrimentos extraídos por los pastos. 30-6-0. Junto con el N se pueden agregar pequeñas cantidades de P. se ha visto que es necesario hacer aplicaciones frecuentes de abono compuesto NPK. el fertilizante nitrogenado. en lo relativo al exceso de Al y a la deficiencia de Ca y Mg. como las contenidas en el 25-15-0-2-3 ó el 30-6-0. Si se dispone de riego. con el objeto de alcanzar un óptimo nivel de productividad en la explotación. Otro aspecto importante a considerar en este tipo de fertilización es el control de la acidez.1 Fertilización para establecimiento.miento se restituyen al suelo aquellos elementos removidos por el producto final (carne. 9. 9. Si no se dispone de riego. es altamente deseable. especialmente al comienzo de éstas y aproximadamente un mes antes de que terminen. El elemento clave en la fertilización de mantenimiento es el N.

con base en el análisis de suelos y la consideración de los demás factores ambientales y tecnológicos de la explotación.3 Fertilización foliar Además del sistema normal de nutrición a través de las raíces. mediante la fertilización foliar. 1 Alternativa recomendada para suelos muy pobres en P aprovechable y con disponibilidad alta o moderada de K. 15-15-15 (4 a 8)4 De mantenimiento C6 D6 E6 * El plan de fertilización específico para cada caso debe ser formulado por el profesional de Asistencia Técnica. es necesario que éstos se encuentren en una forma fácilmente asimilable desde el punto de vista químico.* Tipo de fertilización Plan de fertilización** A1 Fertilizante y dosis bultos/ha 13-26-6 (4 a 8) o DAP (3 a 6) 15-15-15 (4 a 8) Época de aplicación Sistema de aplicación Establecimiento B Al voleo. Sulfato de amonio (3 a 6) 2. ** Los planes indicados son aplicables únicamente a pastos mejorados manejados en rotación en explotaciones debidamente tecnificadas. las plantas también pueden asimilar nutrimentos a través de las hojas. se denominan quelatos y son fácilmente absorbidos por las plantas superiores. 6 Alternativas que suponen la aplicación alternada de los dos fertilizantes indicados. Teniendo en cuenta que muchas veces es necesario hacer aplicaciones suplementarias de nutrimentos a cosechas de gran valor como los frutales. 25-15-0 (3 a 6) Después de cada 1 ó 2 pastoreos Una vez al año Después de cada 1 ó 2 pastoreos Una vez al año Después de cada 1 ó 2 pastoreos Al voleo Una vez al año Después de cada 1 ó 2 pastoreos Una vez al año Después de cada 1 ó 2 pastoreos Una vez al año A3 2. Para que se presente una absorción significativa de nutrimentos a través de las hojas. NOTA: En caso de suelos fuertemente ácidos debe complementarse con aplicación de enmiendas calcáreas.9. En algunos casos se pueden aplicar en mezcla. 15-15-15 (4 a 8)4 1.008 M). o aplicaciones de emergencia o TABLA 31. 15-15-15 (4 a 8)4 1. Siembra o presiembra incorporado o bandas C2 25-15-0 (4 a 8) 1. 324 . Sulfato de amonio/urea (3 a 6)2 2. 5 Alternativa recomendable para suelos con pH superior a 6 y/o con problemas de exceso de Na intercambiable. 4 Debe considerarse en caso necesario la aplicación anual de dosis apropiadas de elementos secundarios y menores. Guía general para la fertilización de pastos de clima frío. KCl (1 a 4)4 B5 1. Especialmente recomendables en suelos con menos de 15 ppm de S disponible (extracción con Ca(H2PO4)2 0. 3 Puede prescindirse de la aplicación de KCl en suelo con buena disponibilidad de K. 30-6-0/Sulfato de amonio (3 a 6)/(3 a 6) 2. en caso necesario. Además debe considerarse la aplicación de elementos secundarios y microelementos. Los compuestos orgánicos que forman los minerales con el ácido Etilén-Díamino-TetraAcético (EDTA). 15-15-15 (4 a 8)4 1. 25-15-0/Sulfato de amonio (3 a 6)/(3 a 6) 2. 2 Recomendable para suelos con una buena disponibilidad de K.

70 > 30 10 .08 > 0.5 < 2.0.14 20 .15 10:1 25 10 .5 2.3.44 1.0.38 0.0 .3.18 .0 < 0.5 .2. para el animal.21 < 1.2.42 1.18 .21 . la cual a su vez varía con las condiciones de la humedad y temperatura.9 0.60 .15 < 3. mientras el magnesio permanece constante.0 Elemento Alto Nitrógeno %1 - Fósforo 2 > 30 Potasio > 0.4.0 .0 > 0.0 2 . Niveles críticos de minerales en suelos.0 < 0.5 .1 .0.25 .05 0.9 .96 .0 < 1.0 .96 < 0.0 1.0 > 0.0.2.54 10:1 10:1 70 .25 0.70 0.TABLA 32.1 . varían mucho por los distintos tipos de animales.04 0.0 325 Azufre - Relación N:S - Relación N:P - Hierro ppm > 20 Manganeso ppm > 20 Cobre ppm > 2.5 Relación Ca:Mg > 4.15 .5 <2 <2 <2 < 1.24 .0 Boro ppm > 0.31 26 .42 > 2.0.0 0.77 0.0 < 2.20 0.5 0. forrajes y requerimientos por los animales.24 < 0. Los requerimientos de nitrógeno (proteína).0 Magnesio% > 2.0.0.1 < 0.4.5 Zinc ppm > 3.26 .30 6.4 1 Nitrógeno y azufre varían de acuerdo con el contenido de materia orgánica del suelo.26 < 1.290 10 .5 Molibdeno ppm > 0.1 .20 < 70 48 .4 Requerimientos de los animales Vaca lechera produciendo Ganado de carne 17-23 kg leche 0.15 7 .0 0.44 > 3.1. Niveles críticos en el suelo Niveles críticos en el forraje Bajo Alto Medio 2.30 Calcio %2 > 6.80 0.80 0.0.20 1.5 < 0.0.54 0. 2 El calcio varía de acuerdo con el tipo de animal.6.5 .30 0.0.360 Bajo > 4.5 2. .20 2 .10 0. de ahí que no se pueda establecer una relación Ca:Mg.54 > 360 > 290 > 31 > 70 < 15 < 0.1 Medio 15 .30 < 48 < 10 < 26 < 10 10:1 50 20 10 40 6.77 > 0.30 3.

JUNAC.).FADEGAN ..FEDEGAN. se acude a aplicaciones foliares. 10. 25 p. H. Los raigrases. pastos para producción de leche. Los raigrases tetraploides. –––––––––– 1987. 68 p. 575 p. M. Ed. CONFAGAN . Pastos y Forrajes Tropicales. ANALAC . 3a. una solución para la producción lechera. 235 p. y GRANDA D. 33 (8): 15 . J. Efecto de la fertilización con NPK y S sobre la producción y calidad e la colza forrajera (Brassica sp. 326 .. BERNAL E. el tipo de animal que se va a alimentar y los factores tecnológicos específicos de la explotación. b)Cuando se necesita corregir rápidamente la deficiencia de un nutrimento. que no serían lo suficientemente efectivas o rápidas a través de las raíces. con base en el análisis de suelos de los diferentes lotes que componen la explotación y considerando la especie forrajera. Producción y Manejo.. Manual Pastos y Forrajes.M. físicas y morfológicas de los suelos. PLANES DE FERTILIZACIÓN El plan de fertilización más apropiado para una pastura debe ser generado por un profesional idóneo.Agricultura Tropical. entre otros. propiedades químicas. –––––––––– 1994. La fertilización foliar se justifica.15. alcalinos o suelos con mal drenaje. El chinche de los pastos (Collaria columbiensis). BIBLIOGRAFÍA CITADA BERNAL E. Despertar Lechero. 1986..33. como suelos arenosos. Semillas (4): 28 . debido al corto intervalo entre pastoreos. Banco Ganadero. 1981. Algunas características agronómicas de los raigrases. –––––––––– 1986.20. Facultad de Agronomía. el medio ambiente. J.. En la Tabla 31 se incluyen algunas alternativas de fertilización. que pueden ser utilizadas como una guía general. Universidad Nacional. Vol. en los siguientes casos: a) En presencia de algunas condiciones de suelos adversas. 1997. se ha generalizado la fertilización foliar. J. c) Cuando la aspersión foliar no implica costos adicionales de aplicación porque se hace simultáneamente con la de pesticidas.reforzamiento a cosechas de ciclo corto. –––––––––– 1985. Colanta (2): 7 . Tesis de Ingeniero Agrónomo. y TORRES B. BERNIER P.32. Bogotá. En pastos. la producción esperada. (5): 19 .

16 p.. CNIA. H. G.. J. VILLAMIZAR R. lechería. y SÁNCHEZ B. Abonos Nutrimón: 157 . Disponibilidad de Azufre en suelos agrícolas de Colombia. CHAVERRA G. y CRUZ G. J. BURBANO V. Neiva. Niveles óptimos de fertilización compuesta en tres variedades de raigrases tetraploides.SAC. H.F. Conferencia regional para Latinoamérica y el Caribe. DÁVILA S... Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia. CARRILLO C. El cultivo de los pastos en la Sabana de Bogotá. The soil . 358 p. Pasto. A. y BROESHART. Respuesta del pasto kikuyo (Pennisetum clandestinum) a fuentes de nitrógeno y a un abono compuesto en el Altiplano de Pasto. IZQUIERDO F. Universidad Nacional. Día de campo sobre ciencias animales. Día de campo pastos y forrajes. 1967. V. 1996. Agosto 18-22/1987. Academic Press. Junio 25-28. F. Tesis de Ingeniero Agrónomo. 142 p. 68 p. W. P. Tunja. Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia. 1967. Universidad de Nariño. 1983. Hoestch) a varias fuentes y niveles de nitrógeno en Tuta y Firavitoba. Facultad de Zootecnia. Facultad de Ciencias Agropecuarias. Tesis de Ingeniero Agrónomo.. Efecto de la frecuencia de corte.. O.. Bogotá. 2a.BUITRAGO A. y BERNAL E. En: IV Congreso Colombiano de la Ciencia del Suelo. Tesis de Zootecnista. 327 .. y RUEDA V. In relation to inorganic nutrition. ICA .. Reimpresión. Tibaitatá. ICA. M. Universidad Pedagógica y Tecnológica de Colombia.plant system.. __________ 1993. 1985. Tesis de Zootecnista. CÁRDENAS. 64 p. y AVELLA J. 64 p. IFA-PPI. 1987. 1983. Respuestas de los cultivos a la fertilización con Azufre en la agricultura colombiana.. Facultad de Zootecnia. Adaptabilidad y niveles óptimos de fertilización en las variedades de raigrases tetraploides Tetrablend 30. R.. __________ 1996.. Boyacá. New York. J. Facultad de Ciencias Agropecuarias. 105 p. En: Fertilización de cultivos en clima frío. 1986. 61 p.. Medellín. 1971. ICA. H. ganado de carne. ovinos. D. J.175. Tunja. Facultad de Ciencias Agropecuarias. Respuesta del kikuyo (Pennisetum clandestinum. Tunja. 1981. 75 p. Resúmenes. Tesis de Ingeniero Agrónomo. 1967.Fertilización de pastos mejorados. FRIED.. Tetrablend 120 y raigrás italiano. México. la fertilización nitrogenada y la densidad de siembra sobre la producción de materia seca del raigrás aubade (Lolium hibridum). GUERRERO R.

1986. Suelos Ecuatoriales. Medellín.A. WEDIN. C.. Bogotá. MUNÉVAR M.. 1980. de... MENDOZA M.386.. In: Forage Fertilization. L.LAREDO C. Fertilización de pastos.. PP.L.. 359 .394. Los minerales y el comportamiento productivo del ganado de carne..90. pp. VILLAMIZAR R. __________ 1986. 1980. Facultad de Agronomía. y RESTREPO L. W. y ROZO E. 1976. M. y ALARCÓN M. 1986. NOLLER. 328 . Fertilización en pastos y forrajes... Tabla de contenido nutricional de los pastos y forrajes de Colombia. En: Curso de Pastos y Forrajes.168. Suplemento Ganadero 1 (4): 19 . 82 . 38. __________ 1980. Compendio No. M. pp. Carta Ganadera 23 (2). Producción de materia seca y composición química del tetrablend 444 (Lolium hibridum). 95 .C. Revista ICA 15 (2): 79 . ORREGO G. Regional No. 1974. ZURITA V. J. Compendio No. Fertilización de pastos. E.. pp. 4.F. y RHYKERD. ICA. ICA. American Society of Agronomy. 1985. y BERNAL E. 363 . F. C. C. In Suelos y Fertilización de Cultivos.101.128.J. 99 p. Fertilización de praderas en Colombia. SOTO. Tesis de Ingeniero Agrónomo. ICA . 1974. In: Forage Fertilization. Influencia del azufre en el rendimiento de la mezcla de raigrás y trébol blanco inoculado con Rhizobium en un andisol de la Sabana de Bogotá.30. 1982. Tesis de Ingeniero Agrónomo. Hoescht) en ovinos bajo fertilización nitrogenada. Universidad Nacional. 12 (1): 160 . (Sin fecha).... Fertilization of cool season grasses. American Society of Agronomy. Facultad de Ciencias Agrícolas..A.H.Colanta.J.F. 119 p. y VANEGAS C. 11. LOTERO C. Universidad Nacional.H. ICA. Relationship of nitrogen fertilization and chemical composition of forage to animal health and performance. Efecto de diferentes fuentes y dosis de nitrógeno sobre la producción de forraje y la acumulación de nitratos y nitritos en los raigrases tetrelite y terli.P. En: Curso de pastos y forrajes. 97 .118. LAREDO C. Digestibilidad y consumo voluntario del pasto kikuyo (Pennisetum clandestinum. bajo diferentes niveles de fertilización. pp.

VIII Enmiendas orgánicas .

ha traído consigo una alteración drástica de los recursos naturales que utiliza y. con miras a la obtención de productos de diferente naturaleza. Por varias de las razones señaladas. ha hecho que se conciba y se realice un manejo del suelo en donde se privilegia la dinámica de los fenómenos de la química mineral. En este orden de ideas. sin caer en cuenta que. Colombia.co 330 . por su naturaleza. se cree que resulta conveniente. Sc. no para dar fórmulas o recetas acerca de su utilización. con miras a producir cultivos y a mantener la productividad del suelo. E-mail: herbur@pasto. sino porque se pueden conseguir resultados importantes. sino más bien para ofrecer los fundamentos técnico-científicos que puedan ayudar a tomar decisiones pon* Ingeniero Agrónomo. en Suelos.net. la escuela en que se han formado los profesionales del sector agrario e incluso los especialistas en suelos. El modelo predominante de agricultura. Pasto. la salinización. son pruebas irrefutables del fenómeno de degradación. fax (927) 231147. el suelo tiene otra serie de atributos de orden físico y biológico que responden por el comportamiento integral de ese cuerpo natural. no porque esto obedezca a una “moda”. La erosión. es que este documento hace un análisis de las enmiendas orgánicas. el suelo acusa problemas de degradación que comprometen su potencialidad. INTRODUCCIÓN La agricultura hace parte de las actividades humanas que actúan sobre el medio en que se lleva a cabo y modifica las relaciones entre los seres vivos. que los propios profesionales y los agricultores tengan presente que es posible hacer el cruce entre la tecnología propia de esa agricultura industrial y esas prácticas ancestrales que hacían uso de lo orgánico.LAS ENMIENDAS ORGÁNICAS Hernán Burbano Orjuela* 1. la compactación. la pérdida de la capa arable y por lo mismo la pérdida de la materia orgánica.cetcol. De otra parte. aunque fundamentalmente alimenticios. intensiva y productivista. por ello. Consultor y Asesor Independiente. así como el avance cada vez más fuerte de la desertización. M.

en permanente evolución. microorganismos). agua. La fracción orgánica está constituida por materiales de origen animal o vegetal que se acumulan en el suelo. el “mulch” y los abonos verdes. el purín. el agua. el suelo se puede considerar como un sistema bioquímico dinámico en cambio continuo. que nace. se puede decir que el suelo es y funciona como un organismo vivo. hierro. Si no fuera por este puente de unión que forman los cationes. les aporta los otros cinco factores esenciales para su crecimiento. clima. magnesio. sino que es el resultado de la acción del clima y de los seres vivos sobre la superficie de la tierra durante un período de tiempo. Con esta intención. el humus. se unen entre sí por intermedio de cationes minerales (calcio. formando el complejo arcillosohúmico. los nutrimentos. que mantiene un conjunto de procesos. Las partículas de arcilla y de humus. dióxido de carbono. como el estiércol. así como de las enmiendas de posible utilización.) y un compuesto orgánico muy estable.deradas. El suelo alcanza su madurez cuando los diferentes factores que intervienen en su formación (roca originaria. aluminio). que debido a su fuerte estabilidad y a su estructura en agregados resiste la acción erosiva del agua. Los minerales originales procedentes de la roca madre se alteran bajo la acción de agentes físico-químicos (temperatura. que posteriormente se transforma con lentitud en compuestos minerales. ORIGEN Y CARACTERÍSTICAS GENERALES El suelo no es un medio inerte y estable. el suelo se encuentra integrado por cuatro componentes de mayor importancia que son los materiales minera331 . crece y puede morir. electronegativas. el calor y el aire. pese a la idea que prevalece en la agricultura industrial contemporánea en el sentido de que el suelo es un mero soporte físico para las plantas. líquida y sólida. En otras palabras. organismos vivos. EL SUELO: CONCEPTO. nitratos. La formación de un suelo se hace bajo la conjunción de dos fracciones claramente diferenciadas: la fracción mineral y la fracción orgánica. sobre los que actúan infinidad de microorganismos que los descomponen y transforman en otras sustancias: compuestos minerales (agua. Por el contrario. es que se hace una presentación general del suelo. Es un medio muy complejo. el suelo es el medio donde las plantas se desarrollan ya que. sin posibilidad de formar el suelo. la materia orgánica y sus efectos sobre el suelo. etc. sulfatos. Como resultado de todos los procesos enunciados previamente. como son el soporte mecánico. lo que conduce a la formación de dos tipos de materiales: arcilla y cationes minerales. El hombre debe conservar este equilibrio o ayudar al suelo en su formación o en su restauración hasta convertirlo en un suelo maduro. en el cual los constituyentes orgánicos e inorgánicos coexisten en las fases gaseosa. a excepción de la luz. Así. cuando en el campo se considere conveniente el uso de dichas enmiendas. el “compost”. las partículas de arcilla y de humus serían arrastradas por el agua. topografía y tiempo) crean un tipo de perfil equilibrado y adaptado a esos factores. ácido carbónico) y biológicos (raíces de las plantas. 2.

azufre. El resto lo ocupa la fase líquida –agua. CO2 Hojas Frutos Ramas Troncos Raíces Exudados CO2 CO2 } Materia orgánica Asimilación (biomasa del suelo) Mineralización rápida Humificación Deshumificación o Mineralización lenta Erosión Lixiviación FIGURA 1. y su permanente transformación bajo la acción de factores biológicos. otra se mineraliza por acción de los microorganismos en el contexto de los ciclos biogeoquímicos del carbono. que se produce por la admisión de restos orgánicos en el mismo.y la fase gaseosa –aire-. En el suelo la materia orgánica se encuentra en un estado continuo de evolución y su contenido tiende a adquirir el equilibrio. cuando las cantidades de carbono que entran en el sistema son iguales a la cantidad que sale del mismo por diversas vías. Erosión Lixiviación Formación y transformaciones de la materia orgánica del suelo (Costa. principalmente de origen vegetal y en menor cantidad de origen animal. 1988. troncos. hojas. una tercera fracción se humifica para dar lugar mediante síntesis a una materia orgánica rela- 332 . en un estado dinámico permanente.les. químicos y físicos. 3. nitrógeno. manteniendo estas últimas fases una proporción complementaria. productos secundarios de síntesis en forma de plasma bacteriano y sustancias húmicas. el agua y el aire. Parte de esta materia prima es asimilada (inmovilizada) por la biomasa del suelo. con un rango que va del 1% hasta el 10 por ciento. tal como se puede apreciar en la Figura 1. Esto explica el hecho de que la materia orgánica del suelo esté formada por los residuos orgánicos en diversos estados de descomposición. El suelo. etc. La fase sólida del suelo –mineral y orgánicageneralmente conforma hasta el 50% del volumen total del mismo. fósforo. modificado). productos del metabolismo de los microorganismos que utilizan dichos residuos como fuente de energía. entonces. La participación de los materiales orgánicos en los suelos es variable. LA MATERIA ORGÁNICA DEL SUELO La materia orgánica del suelo es un complejo sistema de sustancias. la materia orgánica. recibe una cierta cantidad de materiales orgánicos frescos en forma de ramas. entre otros.

A este grupo pertenecen hidrocarburos. Junto con la atmósfera del suelo se pueden encontrar gases como el etileno y el sulfihídrico entre otros. amino y nitrógeno. sólo que el predominio del uno sobre el otro dependerá de las condiciones propias del suelo y del medio en general. hongos. alcoholes. La mayoría son sencillos. hay que considerar otras pérdidas o salidas que se producen durante estos procesos y que se deben a la erosión y a la lixiviación de productos solubles y a la exportación debida a la producción de cultivos. en adición. auxinas. aldehidos. El CO2 que se desprende proviene de la respiración de la microflora y de la microfauna (bacterias. algas. Los compuestos húmicos tienen un “corazón” de anillos aromáticos simples o condensados. en consecuencia. de las reacciones de descarboxilación. que solamente se conocen aspectos parciales de la misma. ácido húmico y humina. Cabe señalar que todos estos procesos son reversibles y que en el caso de la mineralización y de la inmovilización. Ligados a ese “corazón” están aminoácidos. fenólicos y carbonil. incoloros y que no son exclusivos del suelo. En la actualidad y con propósitos más aplicados. del aportado por las raíces de las plantas superiores. utilizados generalmente por los microorganismos como sustrato y por ello de existencia transitoria en el suelo. puede ligar químicamente compuestos adecuados a sus grupos reactivos funcionales. protozoarios). De acuerdo con sus características de solubilidad. Estos compuestos representan del 70 al 90% de la materia orgánica del suelo. péptidos. La materia orgánica del suelo se puede dividir en dos grupos: sustancias no húmicas y sustancias húmicas. azúcares y fenoles. su estructura química es de tal complejidad y variación. un estado dinámico de equilibrio y su síntesis es compensada por una gradual mineralización del material existente. y por los carbonatos alcalino térreos bajo el efecto de los ácidos orgánicos originados en la biodegradación en la cual la celulosa pasa a azúcares solubles y éstos a su vez a ácidos orgánicos. éter. hidratos de carbono. El grueso de estas reacciones se realiza siempre con el concurso de enzimas. Los anillos llevan una variedad de grupos funcionales como los carboxil. Este grupo en los suelos minerales representa entre el 10 y el 30% de la materia orgánica. aminoácidos y ácidos aromáticos y alifáticos. Además. se considera que la materia orgánica del suelo se puede dividir en tres componentes funcionales: materia orgánica del suelo acti- 333 . con lo que ocurre el proceso de deshumificación. anillos heterocíclicos y quinoideos ligados y entreligados por enlaces carbono-carbono. por último. actinomicetos. iones y moléculas orgánicas en forma intercambiable y. una parte más o menos importante de esta última se descompone y se mineraliza parcialmente. las sustancias húmicas pueden ser fraccionadas en ácido fúlvico. El primer grupo está conformado por compuestos bien definidos químicamente.tivamente estable y. El material húmico es. de bajo peso molecular. ocurren simultáneamente. hidroxil. El resultado es una estructura tridimensional similar a una esponja que rápidamente absorbe agua. resinas. en atención a que son de naturaleza bioquímica. los cuales posteriormente forman enlaces cruzados. y aunque se sabe de qué elementos están constituidos.

d)Alimentos para los organismos que son activos en la descomposición. EFECTOS DE LA MATERIA ORGÁNICA EN EL SUELO La materia orgánica en razón de su naturaleza tiene múltiples efectos sobre el suelo. Por eso es que pretender reducir la importancia de la materia orgánica a la adición de nutrimentos. c) Sustancias de crecimiento. fijadores de nitrógeno. b)Ácidos orgánicos y alcoholes.Aumenta el poder de amortiguación o poder “buffer”. químicas y biológicas del mismo. nos da una idea del efecto de largo plazo que tiene la materia orgánica en la perspectiva de la sostenibilidad del recurso suelo y de las actividades que sobre éste se realizan. posibilitando así. Esto. como se comprenderá. con posibilidad de vida a los microorganismos. o sea. materia orgánica del suelo pasiva. produciendo antibióticos que protegen a las plantas de problemas sanitarios y contribuyen así a la salud vegetal. e) Sustancias intermediarias producidas en su descomposición. con un tiempo de reciclaje que va de 20 a 50 años. Si además la materia orgánica es humificada. especialmente a los fijadores de nitrógeno. entre los que se pueden mencionar: . que lo vuelven grumoso. condición especialmente importante para suelos sometidos a programas de fertilización mineral convencional. 334 . productos que además tienen un efecto muy marcado sobre el desarrollo vegetal. . En el mismo sentido se tiene que visualizar la adición de materiales orgánicos al suelo. 4. cuando menos resulta desacertado. materia orgánica del suelo lenta. que pueden ser absorbidas por las plantas y aumentan su crecimiento. material de difícil degradación e inaccesible a los microorganismos del suelo. como que actúa sobre las características físicas. material inerte que prácticamente no se descompone. como triptófano y ácido indolacético. que durante su descomposición sirven de fuente de carbono para los microorganismos de vida libre. con un tiempo de reciclaje corto que va de 1 a 5 años.Aumenta la capacidad de cambio catiónico (CIC) del suelo. 4. la resistencia que opone el suelo a las variaciones bruscas del pH. con un tiempo de reciclaje que va de los 200 a los 1.500 años. su fijación. trae beneficios adicionales.va. conformada por los microorganismos del suelo y sus productos metabólicos.1 Beneficios generales de las fracciones de la materia orgánica Los materiales orgánicos en descomposición contribuyen a la fertilidad y productividad del suelo en la medida en que hacen aportes de: a) Sustancias agregantes del suelo. ya que éstos progresivamente se van incorporando a las diversas fracciones de la materia orgánica. con bioestructura estable a la acción de las lluvias.

estables al agua. también el poder “buffer”. El aumento de la capacidad de intercambio catiónico significa que la planta estará mejor nutrida. De los diversos tipos de sustancias orgánicas. que evita un choque muy fuerte del encalamiento o la fertilización sobre la microvida. filamentos de algas e hifas de hongos. La micro. Los principales efectos son los siguientes: .Contribuye a la respiración. Los agregados de formación química son “agregados primarios” de los cuales. se deshace cuando entra en contacto con el agua lluvia.0 mm de diámetro. Se dice que lo que hace producir al suelo es la bioestructura. a la mayor absorción de fósforo y a la sanidad vegetal por la presencia de fenoles. y evita igualmente desequilibrios minerales. es temporal y depende de su renovación periódica. cuya estabilidad depende de la presencia de materia orgánica. los microorganismos del suelo forman los “grumos “ o “agregados secundarios”. Primavesi (1984) introdujo el concepto de bioestructura del suelo que consiste en su forma grumosa. No se consiguen buenos rendimientos en suelos con una CIC muy baja.Mejora la estructura del suelo incrementando la agregación de las partículas del mismo. por eso se hace especial énfasis en este aspecto. porque el suelo consigue mantener más nutrimentos en formas cambiables y disponibles para la planta. En consecuencia. sólo el humus logra influir en las propiedades químicas del suelo. 335 . así como los microorganismos y las raíces de las plantas superiores influyen sobre los grumos o agregados. La estructura. aunque la paja. Sobre el particular..2 Efectos de la materia orgánica sobre las características físicas del suelo La materia orgánica tiene variados efectos sobre las características físicas del suelo y entre éstos es de especial significación el que tiene que ver con la estructura o bioestructura. tenga mayor influencia sobre la física del suelo. Pero no solo la capacidad de intercambio catiónico sube con el tenor del humus. estable al agua. Depende íntimamente de la materia orgánica y de la vida en el suelo. hechos que perjudican seriamente la producción vegetal. meso y macrofauna. durante su descomposición. 4. pero como ésta no resulta estable al agua. Está demostrado que también en la descomposición de la materia orgánica se forman sustancias de crecimiento y el mejoramiento físico del suelo es común al humus y a la materia orgánica en descomposición. Puede haber una buena agregación en la capa más baja. formada de grumos o agregados estables al agua. Está formada por grumos de 0. ocasionados fácilmente por una fertilización mineral. depende de coloides o “pegamento orgánico” producido por bacterias.5 a 2. en la capa comprendida entre 0 y 20 centímetros de profundidad. razón por la cual los suelos sueltos tienden a volverse más compactos y los suelos pesados tienden a volverse más esponjosos.

debido al color oscuro de las sustancias húmicas. Cuando se forma en un suelo con pH por encima de 5. la pérdida de la bioestructura del suelo y. Lo que tiene fuerza de agregación. pero sí el producto intermediario de la descomposición bacteriana. en este caso. Cuando disminuye la cantidad de materia orgánica ya humificada. Cuanto más intensa es la descomposición del material vegetal muerto. Es por eso que el estiércol endurecido de corral. por lo que produce un incremento en la temperatura del suelo. el efecto sobre el suelo es benéfico. Cuando se descompone el humus se pierde la estructura del suelo. no tienen efecto sobre la estructura del suelo. la estructura biológica decae al deshacerse los agregados mayores. disminuye la cantidad de materia orgánica todavía sin descomponer. . aunque todavía intacta.Reduce la evaporación y mejora el balance hídrico en el suelo.La materia orgánica tiene un papel fundamental con respecto a la conservación de la estabilidad estructural. El humus es un producto de descomposición parcial con posterior síntesis. Descomponiéndose los restos vegetales se forma la estructura durante la primera fase de descomposición. un producto incoloro o blancuzco. La pérdida del humus es. y tanto más benéfico será. A su vez el suelo queda 336 . en consecuencia. . merced a la acción de las bacterias. aun siendo un compuesto.Aumenta la absorción de calor solar.Aumenta la capacidad de absorción y retención de agua del suelo. Cuando se descompone. La diferencia fundamental entre el humus y los restos orgánicos es que el humus ya constituye un producto intermediario de descomposición. Cuando.6 es una sustancia agregadora de grumos. sobre todo. no es el humus. los ácidos poliurónicos. mientras que en los restos vegetales. . . también se descomponen las uniones orgánicas entre las partículas del suelo y. Hay una diferencia considerable entre la materia orgánica descomponible y la materia orgánica humificada. La paja y cualquier materia orgánica muerta. porque ejerce una acción “cementante” sobre éstos y disminuye el efecto erosivo del agua. pero capaz de flocularlo. que ejercen gran efecto. el efecto es perjudicial. El suelo se vuelve amorfo. no tiene el mismo poder agregante que la paja adicionada al suelo. De esta forma. ya que los agregados formados superficialmente impiden el arrastre de las partículas finas. éstos todavía deben ser producidos. tanto mayor efecto tendrá sobre la estructura del suelo. tanto mayor será su efecto agregante sobre el suelo.Aumenta la permeabilidad al agua y al aire del suelo. incapaz de dar color al suelo. los ácidos poliurónicos producidos por Cytophagas. Sólo durante su descomposición es que se forman sustancias agregantes y estabilizantes para los grumos. pero también. cuanto mayor sea la descomposición de los restos vegetales y cuanto más activa la formación de sustancias intermediarias de descomposición. así: favorece la tendencia a formar agregados. . paralelamente. por consiguiente. reduce las oscilaciones térmicas en el suelo. la pérdida de gran parte de su productividad.Aumenta la resistencia del suelo contra la erosión.

sin que ello quiera decir que la materia orgánica en este sentido resulte mejor que los fertilizantes minerales.Aumenta el poder de amortiguación del suelo y así regula el pH del mismo. en la disponibilidad de elementos minerales para los cultivos. . . . . y formar quelatos. ya que muchos iones salinos quedan adsorbidos en la superficie del complejo arcilloso-húmico.protegido contra el impacto de las gotas de lluvia.3 Efectos de la materia orgánica sobre las características químicas del suelo Los efectos de la materia orgánica humificada sobre las características químicas del suelo se manifiestan. lo cual representa un aprovechamiento de recursos ya existentes en el suelo.Moviliza los elementos nutritivos bloqueados. sino que impide su pérdida. el hierro. unión que no sólo permite una mayor disponibilidad de estos elementos. sustancias húmicas y arcillas. gracias a sus numerosos radicales funcionales -COOH y -OH sobre todo.Facilita el drenaje y el laboreo del suelo. el azufre.Estimula el desarrollo radical a través de algunas sustancias y con ello se hace más efectiva la absorción de nutrimentos por la planta.Aporta elementos nutritivos. . . la pérdida de éstos por lixiviación. aumenta la síntesis de sustancias nitrogenadas en el vegetal y favorece la asimilación del nitrógeno por la planta. el manganeso.Aumenta la capacidad de intercambio catiónico.Regula la salinidad en el suelo. El resultado es que se potencia el suministro de nutrimentos a la planta y se evita.Promueve la complejación y quelación. Este aumento del poder “tampón” es fundamental. que de esta forma provocan menor desprendimiento de partículas finas. etc. 4. la disponibilidad o el bloqueo de algunos elementos minerales y finalmente sobre las especies vegetales cultivadas. tienen una alta capacidad de cambio. en parte. aportados por la fertilización mineral. . Además. . en la medida en que el humus junto con la arcilla forma el complejo arcilloso-húmico. influye indirectamente en los ciclos movilización-inmovilización de elementos como el nitrógeno. la cual depende directamente de la naturaleza de su complejo coloidal. el fósforo. etc. También impide la retrogradación del fósforo con la formación de fosfohumatos. porque las sustancias húmicas tienen la capacidad para unirse a ciertos cationes minerales como el cobre. ya que la acción de aquella no sólo se limita a suministrar nutrimentos sino que está ligada a la dinámica del medio vivo. Las sustancias húmicas. 337 . fundamentalmente. con lo cual aumenta la capacidad del suelo para retener nutrimentos catiónicos e intercambiarlos con la solución del mismo. susceptibles de arrastre posterior. por los efectos negativos que conllevaría la variación brusca del pH sobre la vida microbiana. el zinc.Regula la nutrición de la planta. A continuación se señalan los efectos más importantes: . directa o indirectamente.

Cuando los cultivos se tratan con fungicidas para combatir hongos parásitos se dificulta el ataque de los hongos del suelo a los residuos procedentes de esos cultivos y la germinación del cultivo siguiente.Incrementa la cantidad y diversidad de microorganismos. tales como la lignina. Si esa relación es muy baja. Cuando la relación C/N está comprendida entre 15 y 20. Entre los microorganismos del suelo se destacan las bacterias. compuesto fundamental del humus. que por su tamaño se dividen en macro y microorganismos. puesto que proporciona carbono para la formación de estructuras orgánicas y como fuente de energía. agua y dióxido de carbono. mientras que el nitrógeno pasa a formar parte de los microorganismos o permanece en el 338 . los hongos y los actinomicetos. ocurre lo contrario.Aumenta considerablemente la fauna del suelo. resiste más la erosión y se hace más permeable a las raíces de las plantas. la descomposición se produce con bastante rapidez. . Los hongos del suelo son aerobios. Su proliferación depende de las condiciones del medio y de la abundancia de alimento. variado y activo de los microorganismos del suelo. que actúan tan favorablemente sobre la estructura y aireación del suelo. lo que les permite transformar las sustancias del suelo para que puedan ser introducidas en la vida vegetal. Tienen un sistema enzimático muy activo que les permite degradar compuestos orgánicos muy resistentes. La materia orgánica tiene un efecto muy favorable sobre la biología del suelo porque: . retiene mejor el agua. hay poca proliferación de microorganismos y la materia orgánica se descompone con lentitud. Las bacterias constituyen el grupo más numeroso. Si esa relación sube por encima de 40-50 o baja alrededor de 10. que por su actividad favorecen la fertilidad del suelo. por lo que necesitan un suelo bien aireado. Cuando la relación carbono/nitrógeno (C/N) es muy alta. sobre todo de lombrices. Participan en numerosas reacciones bioquímicas. tales como los pesticidas y los metales pesados. La tierra trabajada por las lombrices contiene mayor cantidad de elementos nutritivos.. La materia orgánica que tiene una proporción equilibrada de carbono y nitrógeno favorece la proliferación de microorganismos encargados de descomponerla.Disminuye los efectos negativos de los agentes tóxicos. Sea cual fuere el caso. la materia orgánica suministra mucha energía en comparación con el nitrógeno. El carbono de la materia orgánica se transforma en calor. la descomposición ocurre más lentamente. nitrógeno para la síntesis de las proteínas y otros elementos nutritivos esenciales para la vida.4 Efectos de la materia orgánica sobre las características biológicas del suelo El suelo es un medio muy favorable para la vida y en su interior prolifera una gran cantidad de organismos. 4. Entre los primeros merecen una mención especial las lombrices de tierra.

la vida microbiana. el bagazo y/o subproductos vegetales e incluso los desperdicios urbanos. el manejo de la materia orgánica de los suelos es de capital importancia en los métodos sostenibles de producción de cultivos. Prácticas habituales como la quema de rastrojos han producido y producen impactos duraderos e irreversibles. y erosión y pérdida de fertilidad en muchos suelos. La dinámica de la descomposición de la materia orgánica tiene unas consecuencias prácticas importantes. . con el fin de que haya suficiente para los microorganismos y para el cultivo. incorporándose al suelo una parte del nitrógeno liberado. A continuación se presentan los aspectos de mayor interés relacionados con algunas de las enmiendas orgánicas que es posible utilizar. las enmiendas abarcan materiales tan diversos como los excrementos de origen animal. con relación C/N superior a 50. razón por la cual éste queda momentáneamente pobre en dicho elemento. resulta conveniente hacer un aporte suplementario de nitrógeno. El empobrecimiento de los suelos en humus es un hecho evidente que tiene consecuencias netas sobre la fertilidad. con la idea de tratar de mantener la fertilidad integral del suelo. industriales y de crustáceos. la estructura.Cuando se incorpora un cultivo de leguminosas como abono verde (relación C/N entre 15 y 20). Lo mismo puede ocurrir con elementos como el azufre y el fósforo. Cuando mueren estos microorganismos y se descomponen. Las enmiendas orgánicas son el conjunto de materiales orgánicos que se incorporan al suelo con diversos propósitos: para mejorar sus cualidades físicas de estructura. liberándose cantidades importantes de nitrógeno que se incorporan al suelo. el uso de altas cantidades de estiércol animal ha sido reconocido como uno de los mejores métodos para la fertilización de los cultivos y para el mantenimiento 339 . la descomposición es muy rápida.suelo. 5.Cuando se entierra un rastrojo de cereales. LAS ENMIENDAS ORGÁNICAS La utilización de grandes dosis de abonos químicos ha hecho olvidar el papel fundamental de los aportes orgánicos. aireación. como las que se citan a continuación: . absorción y retención de agua y para aportar algunos elementos que mejoren la nutrición de la planta y que ayuden a aminorar el efecto dañino de las enfermedades y plagas. la estabilidad de la estructura. . Por ello.1 El estiércol Históricamente. su nitrógeno pasa al humus y al suelo que queda enriquecido con dicho elemento. etc. como la destrucción de la materia orgánica y la microestructura del suelo. 5. los microorganismos acaparan todo el nitrógeno liberado de la materia orgánica y el que se halla en el suelo. Así. Si se siembra a continuación.Cuando se aporta el estiércol. su descomposición se produce a una velocidad media.

Sin embargo. Por esto. La mayor parte del estiércol es retornado al suelo. potasio y otros nutrimentos. Se considera estiércol a aquel material que puede ser manejado y almacenado como sólido. virutas de madera. 340 . debido a escurrimiento superficial. la única fuente de nutrimentos para la planta fuera de los suministrados por el propio suelo. por muchos siglos antes de la era de los fertilizantes comerciales. que ha sufrido fermentaciones más o menos avanzadas en el establo y después en el estercolero. En efecto.de la productividad del suelo y de su materia orgánica. sin incluir las pérdidas durante el almacenamiento pueden alcanzar entre 10 y 30% dependiendo si el estiércol aplicado es sólido o líquido. puede resultar superior al costo de los nutrimentos adicionales con relación a una aplicación más ineficiente. mientras que los purines lo son como líquidos. por lo general se utiliza para los excrementos producidos por el ganado vacuno. Sin embargo. generalmente paja. Aunque el término estiércol se aplica a los desechos de todos los animales de la finca. Básicamente está formado por materiales hidrocarbonados. compuestos nitrogenados y una gran población microbiana. las técnicas que pueden aumentar la eficiencia en el uso de nutrimentos pueden resultar costosas. volatilización y lixiviación. así como un uso más prudente del estiércol que se produce. El estiércol animal puede contribuir en forma significativa a suplir las necesidades de nitrógeno. Las pérdidas de nutrimentos en el estiércol almacenado. por ejemplo. El costo de una aplicación adecuada. Los efectos de las técnicas de aplicación del estiércol sobre las pérdidas de nitrógeno. el estiércol animal constituía la más importante y. así como agua procedente de los bebederos. pero también a veces contiene aserrín. de la limpieza de los establos o de lluvia. El mundo ha entrado ya en una era en la cual la prevención del desgaste agrícola es cada vez más necesaria. a menudo. parte de la porción no utilizable de los cultivos puede entrar en el suelo para ejercer allí una acción mucho más importante de lo que pudiera creerse por su contenido de nutrimentos. Por su uso. El estiércol además de contener heces y orines puede estar compuesto por otros muchos elementos. La disponibilidad total. como son las camas. sus nutrimentos a menudo son utilizados en forma ineficiente como resultado de un mal almacenamiento o técnicas de aplicación deficientes. el cuidado de una finca pide un manejo más cuidadoso. Un transporte y esparcimiento deficientes aumentan estas pérdidas. Así se mantenía o incluso se mejoraba la fertilidad del suelo. pueden ser tan altas que sólo una fracción de los nutrimentos originales llega a ser aplicada a los cultivos. El estiércol es la mezcla de la cama de los animales y sus deyecciones sólidas y líquidas. ya que hoy en día. En muchos casos. con mayores recursos tecnológicos la utilización del estiércol es una práctica que se puede optimizar. el estiércol no se aplica en el momento de la temporada de barbecho o cultivo que permita una utilización óptima de éste como fertilizante. fósforo. papel periódico o productos químicos. y todo tipo de materiales que puedan entrar en un establo. El estiércol es uno de los residuos agrícolas más importantes. también suele incluir restos de los alimentos. sin embargo. dependerá del tamaño y tipo de explotación animal y los métodos utilizados para guardar y esparcir el estiércol. ó si se aplica al voleo con o sin incorporación.

En la Tabla 1 se entrega una lista de los contenidos aproximados de nutrimentos de distintos tipos de estiércol. como resultado de diferentes métodos de almacenamiento y manejo. Las pérdidas de fósforo y potasio son menos probables. Dentro del conjunto de nutrimentos que contiene este material. Las plantas sólo pueden utilizar aquel nitrógeno que se encuentra en forma mineral. Cuando se aplica el estiércol al terreno no todos los nutrimentos son asimilables de inmediato por las plantas. 1992. TABLA 1.* Nutrimentos kg/ton N total 10 8 36 4 21 21 40 21 9 9 24 4 27 20 14 Amonio NH4 6 5 26 3 7 8 24 42 4 5 12 25 17 13 4 Fosfato P2O5 9 7 27 2 14 18 27 9 4 4 18 4 20 16 4 Potasio K2O 8 7 22 4 23 18 34 5 10 10 29 5 17 13 14 Tipo de ganado Almacenamiento/ Manejo Só lido SC Só lido CC Lí quido F Lí quido L Só lido SC Só lido CC Lí quido F Lí quido L Só lido SC Só lido CC Lí quido F Lí quido L Só lido SC Só lido CC Só lido CC Cerdo Vacuno de carne Vacuno de leche Pavos Caballos * Anó nimo. Los residuos fecales animales contribuyen al mantenimiento de la fertilidad del suelo. sin importar la forma en que el estiércol se almacene o se aplique. SC = sin cama. La información de la Tabla 2 puede servir para este propósito. excepto directamente por escurrimiento superficial y por lixiviación. las pérdidas son inevitables. F = fosa. referido al valor comercial de los fertilizantes químicos. Para el caso del nitrógeno el proceso es más complejo. El fósforo y el potasio se encuentran retenidos y sólo tras su liberación puede ser asimilados.La cantidad de nutrimentos disponibles a partir del estiércol depende en gran medida de cómo se almacene y maneje. de hecho. CC = con cama. De ahí que tenga interés determinar el valor económico de los nutrimentos que aporta el estiércol y que se puede calcular según el porcentaje de NPK. Contenido aproximado de nutrimentos en diferentes estiércoles. L = laguna. cuando el estiércol se almacena al aire libre y sin ninguna protección. y 341 . el nitrógeno es el elemento que se pierde más fácilmente.

crece cuando el desarrollo es rápido y disminuye cuando el cultivo llega a la madurez. no podrá ser utilizado por los cultivos en su totalidad en forma inmediata.4 88.4 88. su eficiencia sería del 100%. . la época de aplicación y el tipo de cultivo.Nitrógeno orgánico mineralizable el primer año (N01).Nitrógeno orgánico mineralizable en años subsiguientes (NOS).3 Ganado de carne 227 340 454 567 13. pero puede sufrir pérdidas en la aplicación del estiércol al terreno. siendo varios los factores que la afectan. Producción de estiércol y sus principales características según el tipo de ganado.2 87.3 87. aquel nitrógeno que se mineralice fuera de los períodos en los que puede ser aprovechado por las plantas sufrirá pérdidas.6 20. por tanto. El nitrógeno presente en el estiércol se puede dividir en tres fracciones. es directamente asimilable por las plantas. entre los que cabe destacar: la forma.2 52.3 87.Nitrógeno mineral (N). la demanda de nitrógeno por los cultivos no es igual durante todo su crecimiento.* Peso vivo kg Estiércol kg/día Humedad % Contenido de nutrimentos g/día N P2O5 K2O Ganado de leche 68 113 227 454 635 5.3 87. Es la parte del nitrógeno orgánico que durante el primer año va a pasar a forma mineral y sobre el que van a ocurrir pérdidas durante los períodos en que los cultivos no están en producción.dado que el estiércol contiene nitrógeno tanto en forma mineral como orgánica. TABLA 2.2 34. Como la mineralización es un proceso continuo que se produce durante todo el año y como los cultivos sólo utilizan el nitrógeno mineral en las épocas de producción. Además. Es aquel nitrógeno orgánico que en condiciones de equilibrio se va a ir mineralizando lentamente y que 342 . . la eficiencia de utilización del nitrógeno del estiércol no es de un 100%. Por lo tanto.4 9. las condiciones. sino que habrá que esperar a que se mineralice la fracción orgánica para que las plantas puedan asimilarlo. citado por Pedraza.4 77 118 154 195 58 87 113 144 66 104 131 169 27 45 91 186 258 10 20 37 75 105 22 38 77 147 208 * Livestock Waste Facilities Handbook.4 27.1 18.4 88.6 37. ya que inicialmente es pequeña.3 87.0 88. . sino que se ve restringida. Es el nitrógeno que se encuentra en la forma mineral y que. 1996.

En la Tabla 3 hay un ejemplo en el que se puede observar el porcentaje para cada una de estas fracciones en los distintos tipos de estiércol. del nitrógeno. Del total del nitrógeno que aporta el estiércol durante la primera temporada de aplicado. equivale al 50. En lo que respecta al fósforo y potasio presentes en las excretas animales.5 por ciento de lo mineralizado en la primera temporada. En la segunda. tercera y cuarta temporada después de la aplicación. especialmente. para llegar al cabo de la cuarta temporada a valores que oscilan entre el 47 y el 65 por ciento. 25 y 12. 343 . se puede decir que prácticamente todo su contenido queda disponible para la plantas en el primer año de aplicación. En atención a este criterio (Figura 2) se debe tratar de optimizar la utilización de los residuos animales y la fijación del nitrógeno atmosférico que realizan las leguminosas.* Fracciones de nitrógeno % Tipo de estiércol Nitrógeno mineral Nm Vacas Aves Cerdos Terneros Purín de cerdos * Iglesias Martínez. la que alcanza niveles importantes sobre todo cuando se trata de especies forrajeras. lo que sucede es que el nitrógeno durante el proceso de mineralización –en la etapa en que se transforma en amoníaco (amonificación).se volatiliza con facilidad y disminuye así el valor del estiércol como fertilizante. TABLA 3. N mineralizable el primer año N01 30 20 22 9 3 N mineralizable en los años siguientes N0S 30 10 28 11 11 40 70 50 80 94 El nitrógeno es el elemento que más se tiene en cuenta para el desarrollo de las diferentes técnicas de manejo del estiércol. aunque esto no quiere decir que los otros elementos no sean importantes. Proporciones de nitrógeno procedente del estiércol en las diferentes fracciones mineral y orgánica mineralizable. la cantidad que se mineraliza varía entre un 25 y un 35 por ciento (Tabla 4).también puede sufrir pérdidas en los períodos en los cuales los cultivos no están en producción. 1994. Uno de los factores de éxito de una explotación ganadera está asociado a un manejo adecuado de los nutrimentos minerales y.

Mineralización del nitrógeno del estiércol de vacas de leche y de ganado de carne en la primera temporada después de su aplicación al suelo.TABLA 4. Se considera que cuando se aplica el estiércol. 344 . Mineralización % 35 25 30 25 Las pérdidas del nitrógeno presente en el estiércol pueden ser: . los restos de los cultivos continúan consumiendo parte del nitrógeno mineralizado. .Actividad residual de los cultivos. Estas pérdidas dependen principalmente de la temperatura y de la forma en que se aplica. 1996). Balance del nitrógeno en una granja lechera con respecto a las entradas y salidas del elemento y a su almacenamiento en el suelo (Pedraza.Lixiviación. . 1996. Tanto el nitrógeno mineral como el mineralizado pueden sufrir arrastres ENTRADAS SALIDAS PRODUCTOS > Leche > Carne > Lana Concentrados > Nitrógeno de la atmósfera Ensilaje Heno Estiércol Orines > Nitrógeno mineral Fertilizante Fijación por leguminosas > Nitrógeno del suelo MATERIA ORGÁNICA > PÉRDIDAS > Volatilización de amonio > Denitrificación > Lixiviación FIGURA 2.Pérdidas en la aplicación al terreno.* Manejo del estiércol Sólido: sin cama con cama Líquido: anaeróbico aeróbico * Pedraza. aproximadamente un 20% del nitrógeno que se halla en forma mineral se puede perder sobre todo por volatilización. se podrían disminuir considerablemente si en lugar de esparcirlo sobre la superficie del terreno se pudiera inyectar. Una vez extraída la cosecha.

de naturaleza aerobia. si el estiércol se almacena adecuadamente. Por consiguiente. a pesar de que el anhídrido carbónico todavía se produzca en grandes cantidades. entonces. aunque los que intervinieron en condiciones aerobias. Por eso. así sea parcialmente. cuyo olor en los establos demuestra estos cambios: CO(NH2)2 + 2H2O —> (NH4)2CO3 CO3(NH4)2 + 2NH3 —> CO2 + H2O Si las condiciones son favorables para la nitrificación. Se considera que pueden entrar a participar nuevos organismos. es que ocurre una considerable disminución del volumen del estiércol. Cuando el estiércol acaba de descomponerse. en lugar de amoníaco la materia nitrogenada se convierte. Se trata del proceso por el cual el nitrógeno que se encuentra en forma mineral pasa a forma gaseosa y se pierde en la atmósfera. pueden ocurrir pérdidas considerables por lavado. y este es el caso. Los primeros cambios microbianos son.Denitrificación.con el agua lluvia. en tanto que los constituyentes más complejos se ven poco afectados. y el carbonato que se produce es inestable y pronto produce amoníaco. Como estos compuestos nitrogenados son muy solubles y sujetos a una adsorción. Ocurre un fuerte desprendimiento de anhídrido carbónico. En la transformación del estiércol el oxígeno gaseoso se usa gradualmente en la medida en que se expulsa o se produce anhídrido carbónico. en los estados iniciales y mejor aireados de descomposición el estiércol casi puede agotar su nitrógeno en forma amoniacal y de nitrato. de aerobia a anaerobia. en productos corrientes de putrefacción. aunque pequeña. . es común que se presente algo suelto. Como consecuencia de la gran pérdida de agua durante los procesos de descomposición. y casi el 50% a medida que se van descomponiendo más completamente. Los excrementos frescos pierden del 20 al 40% del volumen por descomposición parcial. con transformaciones que casi siempre son rápidas y que van acompañadas de bastante calor. cada vez resulta más lenta y la tendencia de la temperatura es a bajar. Los productos resultantes cambian considerablemente y. las posibles pérdidas serán mayores en el caso de cultivos que permanezcan poco tiempo sobre el terreno. Este proceso lo llevan a cabo los microorganismos. especialmente en las épocas en que los cultivos no utilizan el nitrógeno. probablemente aún son efectivos. La eficiencia en la utilización del nitrógeno depende también del tipo de cultivo. Se dice con frecuencia que. es la época de aplicación la que afecta en mayor medida la eficiencia de utilización del nitrógeno. pueden presentarse los nitratos abundantemente. ya que en función de la duración de su período de crecimiento. el tiempo en el cual se puede aprovechar el nitrógeno mineralizado será mayor o menor. Los compuestos nitrogenados sencillos son los primeros en transformarse. Por tanto. por lo tanto. esta pérdida rápida 345 . La descomposición pasa. La urea de la orina se transforma por actividades aerobias y se hidroliza rápidamente. especialmente si contiene considerable cantidad de paja.

Es el caso de un suelo cultivado con una buena condición de nitrificación. hongos. por supuesto.de anhídrido carbónico y agua puede elevar los porcentajes de los elementos nutritivos presentes. En muchos casos. el estiércol bien descompuesto es más deseable que el material fresco. Esta es la situación respecto al nitrógeno. Esto ocurre sobre todo si el estiércol fresco tiene mucha paja. Aunque en la práctica. en atención a que la flora heterotrófica –bacterias. Esto puede ser verdad para el potasio y el fósforo. 346 .de nitrógeno. elemento sujeto a pérdidas por volatilización y por lavado. la relación C:N es pequeña. del orden de 50:1.se vuelve muy activa y se reprodu- Actividad de descomposición de organismos y evolución del CO2 INCREMENTOS NO3 Nivel en el suelo Nuevo nivel de NO3 en el suelo Residuos con amplia relación C/N añadidos al suelo Período de depresión de NO3 TIEMPO FIGURA 3. y un cultivo inmediato a su aplicación puede mostrar deficiencia –hambre. La adición de paja a un suelo puede desequilibrar la relación carbono:nitrógeno y mermar o impedir la formación de nitratos. El estiércol con paja tiende aparentemente a producir igual efecto. en donde los nitratos están presentes en cantidades relativamente grandes y. el estiércol bien descompuesto es más indicado. en lo posible. En otro caso. 1966). Por tener la relación C/N importantes repercusiones de tipo práctico. Cuando se usa en aplicación superficial. a continuación se ilustra con un ejemplo. En general. va a ocurrir un cambio rápido. se debe utilizar el estiércol bien descompuesto. los organismos desintegradores actúan con un bajo nivel de actividad y las producciones de CO2 se reducen al mínimo (Figura 3). Relación cíclica entre el estado de descomposición de los residuos orgánicos y la presencia de nitrógeno en el suelo (Buckman y Brady. las pérdidas originadas en el lavado y en la fermentación a veces son tan acentuadas como para poner al estiércol bien descompuesto en desventaja respecto a su abastecimiento total de nutrimentos. cuando el suelo recibe grandes cantidades de residuos orgánicos con una alta relación C:N. actinomicetos. Bajo tales condiciones.

No obstante. Sin embargo. excepto algún tiempo después en que el suelo es rico tanto en nitrógeno como en humus. inclusive el estiércol fermentado. A medida que estos valores disminuyen y que el CO2 se expulsa. Aunque de otra parte también se sabe que puede empobrecer el suelo en cobre. Al cabo de cierto tiempo el nitrógeno está en muy baja cantidad o desaparece. por lo que las plantas se ven privadas de las formas asimilables. resultan condiciones más importantes que los propios elementos nutritivos adicionados por el abono orgánico. que es uno de los agentes más poderosos de desalcalinización. se presenta en la Figura 3. También favorece la solubilización o movilización del fósforo. En muchos casos se puede observar poca diferencia entre el efecto del abono mineral o inorgánico y el del orgánico.Aumenta la infiltración del agua y la lixiviación de las sales. o más bien de favorecer unas condiciones de sinergia. aunque hay que entender que el nitrógeno orgánico no está disponible de inmediato para las plantas. el nitrógeno en forma de nitrato prácticamente desaparece del suelo. no se trata de sustituir el fertilizante mineral. sino de aumentar o potenciar su efecto. la actividad microbiana aumenta el pH durante la descomposición de la materia orgánica. la paja que se incorpora superficialmente al suelo o el abono de corral fermentado con paja. aún en forma amoniacal. en condiciones favorables. momento en el cual la actividad de los organismos descomponedores va siendo menor. De todas maneras si representa la base de una fertilidad a largo plazo. Del aumento de la capacidad de intercambio catiónico.Produce ácido carbónico. La aplicación frecuente del estiércol enriquece el suelo en nitrógeno. Esta condición persiste hasta que la humificación quede casi completa. la relación C:N de los materiales vegetales decrece. Cuando se produce la desintegración. como resultado de la inusitada y alta demanda de este elemento por los microorganismos que lo requieren para formar sus tejidos. En consecuencia. el nitrógeno deja de estar en mayor cantidad y puede empezar la nitrificación. En suelos alcalinos la materia orgánica promueve su acidificación porque: . tanto por la amonificación que ocurre en el suelo. La materia orgánica. . incluso hasta niveles de deficiencia. poseen un efecto correctivo y obran como enmienda sobre el suelo. ya que el carbono se va perdiendo y el nitrógeno se conserva. Vuelven a aparecer cantidades de nitrato y las condiciones originales prevalecen de nuevo. En estas circunstancias. El suelo ácido se acidifica más por efecto de los restos orgánicos descompuestos en ácidos fúlvicos. debido a la falta de carbono de fácil oxidación. o sea en presencia de calcio y fósforo. como por las excreciones alcalinas de las bacterias. con una congruente alta tasa de producción de CO2. tiene efecto regulador sobre el pH. La magnitud de tales fenómenos.ce aceleradamente. fase importante del ciclo del carbono. fundamentalmente porque: 347 . de la agregación del suelo y de la presencia de sustancias de crecimiento.

además. el fósforo añadido en los fertilizantes se adsorbe fuertemente o se fija al complejo de cambio. En general.. De todas maneras el estiércol está sujeto a una determinada variabilidad en su composición y en las proporciones de nitrógeno. la humedad. . .5 de N. 0. Esto se trata de compensar con los altos niveles de aplicación de los abonos orgánicos.5 y 5 kilogramos de N total.Aumentan el pH de los suelos ácidos y bajan el de los suelos alcalinos. una tonelada de estiércol aporta en promedio cerca de 2. fósforo y potasio. sin olvidar que también contiene Ca. edad. la solubilización del fósforo ya mencionada y el trabajo de los microorganismos y la meso y la macrofauna. pueden resultar las siguientes características importantes: . . El efecto sobre el pH no sólo es propio de la paja y del abono de corral. Si el fósforo de muchos suelos es no sólo pobre sino más inaprovechable y. cama utilizada y almacenamiento y manejo previos a la utilización. una sexta parte del fósforo y poco más de la mitad del potasio pueden ser aprovechados por la planta. P2O5 y K2O. una tonelada de estiércol proporciona únicamente 5.Baja concentración de elementos nutritivos.Variabilidad y humedad. o cualquier otra sustancia orgánica que pueda servir de alimento para la microflora.4 kilogramos de P2O5 y 2.Sólo una parte de los nutrimentos aplicados en el estiércol es asimilable. porque lo transforman en humatos de aluminio. S y probablemente todos los elementos menores. tipo de alimento consumido. respectivamente. sólo alrededor de la mitad del nitrógeno.Condición no equilibrada de nutrimentos. Si el estiércol se mira con la óptica de un fertilizante y se compara con los fertilizantes minerales convencionales. Mg. La aplicación de estos materiales activa todos los procesos biológicos que favorecen la fijación de nitrógeno por vía no simbiótica. Con los valores promedios de los tres elementos mayores que se acaban de dar.Limitan la toxicidad del aluminio intercambiable. si el estiércol está bien descompuesto o fresco.Efecto residual. La primera es propia de su naturaleza y origen.25 de P2O5 y 0. el bagazo de caña. condición e individualidad de los animales. 0. según sus condiciones.5 de K2O. que no son tóxicos para las plantas. el estiércol con una relación 5-15 no es tan buena opción con fines directos de fertilización y por ello es que se considera que tiene una relación no equilibrado de nutrimentos. contenidos muy bajos en comparación con los que corresponden a los fertilizantes minerales. . puede variar del 50 al 80%. en razón de factores tales como: clase de animal.5 kilogramos de K2O.Eliminan la toxicidad del manganeso. que mejoran sustancialmente la fertilidad del suelo y la nutrición vegetal. . 2. aunque para efectos de cálculo y estudio de su dosificación se suelen manejar unos promedios porcentuales de 0. . El lapso durante el cual se puede observar el efecto de una aplicación 348 .5 kilogramos de N. Así. sino también de otros productos de origen vegetal como la vinaza.

tanto al suelo como en las aguas de riego o subterráneas. por lo tanto. al llover. En general. . se pierden. etc.Pérdidas por infiltración. las condiciones de higiene. desde el punto de vista nutricional. etc. que se compacte y que se cubra para evitar el lavado por la lluvia. en condiciones adecuadas. el agua puede arrastrar los componentes nutritivos. que se pueden clasificar así: . Estas pérdidas se producen cuando los líquidos del interior de la pila de estiércol pasan al suelo. puede sufrir una serie de pérdidas en el contenido de nutrimentos. Las divergencias empiezan cuando el estiércol debe mantenerse en un montón durante el tiempo que dura su maduración.Pérdidas de elementos fertilizantes..Inoculación de ciertas poblaciones de microorganismos patógenos. . sobre el crecimiento de un cultivo. en los cuales el efecto de ocho años de aplicación de 32 t/ha Colombia* de estiércol. ya que de ordinario se obtienen cantidades aprovechables de estiércol.Pérdidas por lavado. por reacciones unidas a estados de anaerobiosis locales. Buena parte de las pérdidas en elementos minerales y orgánicos del estiércol están relacionados con temperatura. un 5% del fósforo y más del 35% del potasio. Inglaterra.Pérdidas gaseosas. en la idea de que un animal sano. Por esa vía se puede perder un 20% de nitrógeno. El manejo comprende los pasos que sigue el estiércol desde el establo hasta su distribución en el campo. por desequilibrios en la composición mineral. Un mal manejo se va a traducir fundamentalmente en: . si este material no se almacena en forma adecuada. . por una carga excesiva de metales pesados. sólo durante tres o cuatro años después de la última aplicación. humedad y aireación por exceso o por defecto. caso muy especial. la alimentación. para evitar que continúe la fermentación aeróbica oxidativa iniciada y que haya pérdidas 349 . Para que no se produzcan estas pérdidas. El estiércol. que han sido predigeridas por los animales y se encuentran intactas en las deyecciones. . El estiércol suele almacenarse al aire libre y. por ello. se sugiere que el estiércol se almacene sobre un piso duro. desde que se produce hasta que es utilizado. Hay teorías que exponen diferentes formas de manejo según se requiera potenciar una u otra propiedad del estiércol. dará un producto sano. Estas pérdidas pueden alcanzar un 10% del nitrógeno. La pila debe hacerse y compactarse a los 2 ó 3 días de realizada.TABLA 11. es sorprendente. El estiércol contiene elementos que pueden volatilizarse. todas coinciden en la importancia de la cama.Incorporación al suelo de un gran número de semillas de “malas hierbas”. Las técnicas de maduración deben procurar favorecer la mineralización del estiércol y disminuir las pérdidas. Si se mantiene constantes las demás variables. Hay datos de estudios se observó 40 años después. sería el manejo dado al estiércol el que marcaría la calidad agronómica del producto resultante.Fuente de sustancias tóxicas para los vegetales. presentes en las heces. . Guía general para la fertilización NUTRIMON de algunas hortalizas en en Rohamsted.

fácilmente mineralizable y con una importante carga bacteriana. la adición de materia orgánica al suelo. c) Después de un reposo de aproximadamente seis meses se considera que el estiércol está listo para su utilización como abono. cuando mejora su bioestructura. está ligada a la salud del suelo. con azadón. y sobre el mismo se encierran todos los días terneros menores de un año cuya orina es absorbida ávidamente por el material así almacenado. b) Antes de recoger el estiércol se espolvorea cada vez el abono fosfórico. En otros casos se utiliza el “compostaje” para madurar el estiércol. La sanidad vegetal. escorias Thomas y roca fosfórica. Este proceso de maduración dura de 3 a 6 meses. aumenta la susceptibilidad de las plantas a plagas y enfermedades. prácticamente no tienen problemas de sanidad. Este estiércol se recoge seco y se amontona bajo techo. no es una medida de saneamiento. ya que beneficia a los microorganismos 350 . para romper la compactación causada por el pisoteo de los terneros y para facilitar su distribución en el campo.de nutrimentos. dura de 2 a 3 meses. Un resumen de estos criterios se recoge en la Tabla 5. de manera que al hacerse la pila bajo techo se mezclen para propiciar la descomposición de estos materiales. de una u otra manera. si fuera necesario. se aplica al suelo con una anticipación de 4 a 6 meses respecto a la siembra. A medida que la bioestructura del suelo se desmejora. Aunque el “compostaje” se analizará con detalle posteriormente. Si se quiere utilizar el estiércol fresco también hay que tener en cuenta ciertas recomendaciones: no conviene dejarlo en el campo durante mucho tiempo en pequeños montones. Se utiliza nitrato de amonio. no sólo porque mejora la estructura grumosa sino porque también contribuye a la diversificación de la microvida y de la fauna edáficas. En estas condiciones se pica en el mismo sitio. incluso. El siguiente sistema de preparación o acondicionamiento del estiércol resulta muy sencillo y práctico. f ) No obstante. es preferible mezclarlo con el suelo mediante una labor superficial a 10 . recientemente desmontados. la adición de material orgánico de suelos ácidos a suelos igualmente ácidos. se favorece la formación de un material prehumificado. calfos o roca. la bioquímica del proceso es anaerobia en ausencia de aire. lo mismo que los parásitos. de manera que se produzca una fermentación aerobia durante todo el proceso. e) Por lo anterior. d) Los cultivos plantados en suelos nuevos.15 cm tan pronto se haya transportado. a) Se utiliza estiércol recogido periódicamente del corral con piso de tierra donde se reúne todas las noches ganado de leche. regarlo si es necesario debe mantener una humedad equilibrada para las exigencias del metabolismo microbianoy no compactarlo. Así. se voltea la mezcla para airear el montón. no es aconsejable el uso de estiércol fresco en suelos arcillosos. es una medida de la mejoría de la salud vegetal. y su evolución hasta la maduración del material. consiste en hacer una pila con una mezcla homogénea de estiércol. Con la compactación.

es el estiércol una vez que se ha aplicado al suelo. En suelos ligeros –arenosos. h) Por ello. la aplicación del estiércol debe ser frecuente y baja en suelos con tendencia a la acidez. de forma que su descomposición se encuentre muy avanzada en el momento de la siembra o plantación. el estercolero o la pila donde se almacena antes de su aplicación y. La aplicación de estiércol debe acompañarse de encalamiento según el pH del suelo. Se tiene presente el correspondiente balance de materia orgánica. que se debe fraccionar. Guiberteau Cabanillas. Los denominados “calientes”. ni de manera total. siendo suficiente un plazo de 1 a 2 meses. El montón de estiércol debe airearse y regarse según lo indique la evolución de la fermentación. ovino. equino. patógenos. pudiendo ser menos abundantes y con el estiércol menos maduro. debe mezclarse superficialmente en el terreno. y contribuye así al aumento de enfermedades vegetales. disponibilidad del mismo y del lugar que ocupan los cultivos en la rotación. según los ácidos que se forman en su descomposición y transformación. Los estiércoles denominados “fríos”. Si el terreno es muy arcilloso se aplicará estiércoles muy maduros y en cantidad. Su distribución en el campo será lo más homogénea posible. es decir. por ejemplo. pudiendo aplicar dosis de conservación o dosis de corrección. con una anticipación de 4 a 6 meses a la siembra y con unas buenas condiciones de temperatura y humedad. son más rápidos. No conviene dejarlo esparcido mucho tiempo en pequeños montones. que movilizan rápidamente la materia orgánica. por otro. Establo Estercolero Campo * Labrador Moreno. El riego del montón de estiércol debe hacerse con los propios purines para aprovechar mejor los nutrientes. López Benitez y Reyes Pablos. es preferible mezclarlo con el suelo a una profundidad de 10 ó 15 cm tan pronto se haya transportado. condición indispensable para obtener un buen producto. Las condiciones higiénicas y de habitabilidad del lugar serán las adecuadas para el buen desarrollo de los animales. Conviene que el suelo sea impermeable y al igual que el establo disponga de un foso para la recogida de los purines y las aguas de riego o lluvia. los restos orgánicos pueden contribuir a una mayor o menor presencia de problemas sanitarios. aves. En suelos calizos.las aplicaciones serán más frecuentes. es necesario esparcirlo pronto. El suelo de las cuadras debe ser impermeable. i) Las fuentes de contaminación por estiércol son. con un foso para la recogida de purines. características del estiércol. Recomendaciones generales para el manejo del estiércol. son lentos. permanecen exentas de nemátodos. aumentan de tal forma la microflora benéfica a las raíces que. de vacuno o cerdo. y exigen una anticipación de 3 a 4 meses a la siembra.* Localización Recomendaciones Las camas deben ser abundantes y absorbentes. deben cambiarse frecuentemente. El clima de la zona impone los períodos de riego. 351 . En general. según la especie y el régimen de explotación. 1993. Si el estiércol es fresco.TABLA 5. pero nunca se realizará al mismo tiempo que la aplicación del estiércol. La cantidad a aportar dependerá de la clase de suelo. por un lado. teniendo presente que se hace un proceso parecido al compostaje de otros residuos orgánicos. la orientación del montón y si debe protegerse o no. merced a la formación de ácidos fúlvicos. las arvejas plantadas en estas condiciones. g) Los ácidos húmicos que resultan del estiércol fermentado de corral.

TABLA 6. aunque no hay que olvidar la posible contaminación que pueden producir los malos olores que desprenden esta clase de productos. con la disponibilidad del producto para el agricultor. DBO mg O2/l 90.j) Como ya se ha señalado. 1982.000 19. Si no hay esta posibilidad se pueden tomar los valores promedios a los cuales ya se hizo referencia. la concentración de oxígeno del suelo disminuye lo que trae como consecuencia un aumento del anhídrido carbónico y de otros productos gaseosos. n) Con la óptica exclusiva del aporte de nutrimentos a través del estiércol. 352 . la disminución del oxígeno del suelo hace que el potencial redox disminuya. una técnica para su aplicación requiere un análisis del contenido de nutrimentos del producto que se va a utilizar. k) La principal forma de contaminación del estiércol es la polución del agua con nitratos. demanda biológica de oxígeno (DBO). l) Otro aspecto a tener en cuenta es que los desechos de animales y otros productos orgánicos son descompuestos rápidamente por los microorganismos.* Desecho Escurrimientos de silos Estiércol de cerdo Orina de bovino Estiércol de bovino Desechos domésticos * Lynch.000 35. creándose así la necesidad de oxígeno. si se controlan las pérdidas se controla la contaminación producida. Demanda biológica de oxígeno (DBO) en algunos desechos. otros con el lugar que ocupa este aporte en el plan de manejo de los cultivos en la finca. Además. La Tabla 6 muestra valores que ilustran esta situación.000 5. que no es la mejor. a fin de contar con una orientación sobre las concentraciones de nitrógeno. unos relacionados con el producto en sí.000 500 m)La cantidad y frecuencia de los aportes de estiércol depende de varios factores. y con las características climáticas y edáficas del agroecosistema. por lo tanto. tanto al almacenar el estiércol como una vez aplicado al suelo sufre pérdidas. agua que tiene la posibilidad de ser utilizada posteriormente para consumo como “potable”. lo que resulta en un cambio en la bioquímica del mismo. cuando estos materiales sellan la superficie del suelo. que son el origen de la contaminación que puede originar este producto y. fósforo y potasio. Además.

para mantener una buena cantidad de materia orgánica mineralizada y disponible para las plantas. utilizar un camión que transporta el estiércol que se distribuye con pala por los operarios. el método de aplicación dependerá del cultivo. s) La incorporación o no del estiércol al suelo con el arado depende en gran medida del cultivo sobre el cual se usa. o) Se debe tener en cuenta que las aplicaciones de altas cantidades de estiércol pueden ocasionar daño. Si bien en el caso de pequeños predios todo se hace manualmente. 353 . En consecuencia. Por ello. hecho que afecta negativamente el crecimiento de las plantas y de los microorganismos del suelo. recogidas y diluidas con agua. si es muy amplia. que es una mezcla de deyecciones sólidas y líquidas del ganado. r) En la aplicación del estiércol al terreno se deben tener en cuenta. Es el caso de los estiércoles con restos de paja o viruta proveniente de las camas de las vacas. la finura del material y la uniformidad en la distribución. incluída la salinización y/o sodificación del suelo. q) Las bacterias del suelo tardan en descomponer la materia orgánica que tiene una relación C/N muy amplia y durante ese lapso utilizan el nitrógeno del suelo. en general. como que estos factores contribuyen al incremento de la eficacia de este material. del suelo y de la condición del estiércol. El primero es el purín que está constituido por los orines que fluyen de los alojamientos del ganado o los líquidos que escurren del montón de estiércol. para un normal desarrollo de las plantas y de los microorganismos del suelo. p) La relación C/N también afecta el desarrollo de las especies vegetales y de los microorganismos. práctica que se hace necesaria.ñ) La información que existe permite afirmar que. En consecuencia. si el estiércol es basto y no está bien fermentado. o aprovechar el sistema de riego. Cuando el estiércol es fino y está bien descompuesto se puede desmenuzar con la rastra sobre la superficie del suelo.2 El purín Del manejo del estiércol del ganado resultan dos productos que también se utilizan en el campo. El otro es el “lissier”. se debe acompañar de una dosis de fertilizante nitrogenado mineral. la aplicación de estiércol al suelo y la siembra inmediata de un cultivo. En praderas y pastos se esparce superficialmente. la aplicación de estiércoles se debe hacer en forma sistemática año por año. los niveles de aplicación de estiércol al suelo son altos y que es frecuente recomendar niveles que varían entre las 5 y las 50 toneladas por hectárea. además de la dosis. En otros cultivos se incorpora con el arado. un exceso de estiércol disminuye el oxígeno en el suelo e incrementa el anhídrido carbónico. resulta adecuada la de una leguminosa como la alfalfa que va de 10 a 20/1. compiten con los cultivos en crecimiento y originan lo que se conoce como “hambre de nitrógeno”. La relación de la paja de trigo es de 80/1 y la de la viruta y aserrines de 200/1. Se puede emplear una esparcidora de estiércol. recogidos en una fosa convenientemente situada. 5. Además.

tierra mezclada -. antibióticos. Cuando tiene del 20 al 30% de agua y del 9 a 12% de materia seca. Tanto uno como otro son productos muy fermentables y de composición heterogénea. se tomará como dosis máxima la calculada para proveer del nitrógeno necesario.Estiércol fluido. hormonas y desinfectantes. Con esto no sólo se consigue la homogeneidad de los elementos fertilizantes minerales y orgánicos contenidos en el purín. según la cantidad de agua incorporada se le denomina: . materias disueltas. de manera coloquial. y a éste. Los graves problemas ambientales y para la salud que origina el vertido de estos productos al medio. hace que la “estabilización” de los purines para su uso agrícola sea la solución más razonable. En general es conveniente equilibrar su composición mediante la adición de fosfatos naturales y caliza. incorporándose al suelo de igual manera que un fertilizante mineral equivalente. Después del proceso. tan sólo se pueden dar cifras muy generales debido a su heterogeneidad. es decir.Estiércol diluido. En líneas generales. En relación con su valor fertilizante. . considerándose que al ser un líquido muy fermentable las pérdidas de nitrógeno en forma amoniacal pueden ser enormes y que debe aplicarse en concentraciones moderadas y a diluciones adecuadas de 1:10 a 1:20 según la capacidad del suelo para incorporarlo y metabolizarlo ventajosamente. los animales eliminan con los orines el 90% del ingerido en forma de sales solubles. así como sobre terrenos con fuerte pendiente. Esta “estabilización” se consigue mediante una fermentación aerobia de la mezcla. ya que dependen de las mismas características que se consideraron previamente para el estiércol. Registran un contenido en cenizas del 24 al 50% de la muestra seca. con respecto al potasio. . metales pesados. sino que también se asegura la disminución. especialmente bajo la forma de fosfato de calcio. con el fin de introducirle aire. el material estabilizado puede usarse eficazmente como fertilizante. Se debe evitar su distribución sobre suelos saturados de agua. muy permeables. del 70 al 80% del fósforo del purín está constituido por compuestos minerales poco solubles. Cuando tiene un 50% de agua.sales solubles. a niveles aceptables. urea y amoníaco -. en estos productos de la explotación ganadera se encuentran: materias sólidas minerales . .Sin embargo. sometiendo al producto que estará recogido en una fosa a un enérgico “batido”. y con relación al fósforo. Para su aplicación se tiene en cuenta que siendo el nitrógeno el elemento dinámico de la fertilización. muy ligeros o con una capa freática muy superficial. el nitrógeno excretado se considera que es un 20% del ingerido en la dieta. distanciar su aplica- 354 . de la carga patógena y la oxidación de los compuestos responsables de los malos olores. también hay que evitar su distribución en tiempo lluvioso o con posibilidad de lluvia. agua o suelo y el costo económico de la depuración de los mismos. materias sólidas orgánicas.Estiércol líquido. Cuando tiene del 14 al 18% de materia seca. a lo que no es estiércol sólido como tal se le designa como “purín”. excluir su aporte en productos hortícolas para consumo en crudo.

azúcares. y que produce un material parcialmente estabilizado de lenta descomposición. se debe partir de un producto con buen manejo. sobras de comida. 355 . como trozos de madera y ramas gruesas. Una vez distribuido. La Figura 4 muestra una versión simplificada de todo el proceso. pelos.y el peligro que para la salud representaría una carga patógena . grasas. Son muchos los materiales que sirven para preparar este tipo de abono: toda clase de plantas frescas y secas. paja. fósforo y otros nutrimentos necesarios para el crecimiento y para la síntesis de proteínas. teniendo en cuenta las extracciones de los cultivos y el lugar que ocupan en la rotación. huesos molidos. se realiza antes de las siembras o en las primeras fases durante todo el año. terrestres y acuáticas. hemicelulosa y lignina. conviene enterrar superficialmente con un pase de grada o cultivador. como un medio de aporte complementario de desechos orgánicos económicos y disponibles en sus predios.3 El “compost” El “compostaje” ha sido empleado por los agricultores desde hace siglos. además de nitrógeno. De ahí el creciente interés por el “compostaje” como uno de los caminos posibles de tratamiento. tarros y otros materiales de lenta descomposición. hasta los más complejos y recalcitrantes. en el caso de cultivos anuales. 5. Los residuos orgánicos suelen consistir de una amplia gama de diferentes materiales (sustratos). cáscaras. aserrín. hongos y actinomicetos utilizan la materia orgánica como fuente de carbono y energía.principalmente coliformes .en un purín mal manejado. cuando hay condiciones favorables. Mientras más variada sea la mezcla de materiales que se ocupen para hacer el abono. El “compostaje” es un tratamiento seguro de los residuos orgánicos e importante para la protección del medio ambiente.si las condiciones edáficas y climáticas son adversas . desde los más sencillos como aminoácidos. cabezas y partes de pescados. los plásticos. proteínas. estiércol animal. más rico resultará en nutrimentos. la posible salinización del suelo . Su aplicación agrícola. El proceso de “compostaje” se puede definir como una descomposición aeróbica y termofílica de los residuos orgánicos por las poblaciones microbianas quimiorganotróficas que existen en los propios residuos. no sirven para tal propósito. Todas estas recomendaciones están encaminadas a evitar las pérdidas de elementos minerales por lixiviación . En resumen.mayores en los suelos arenosos que en los arcillosos -. Las poblaciones de bacterias. celulosa. El purín resulta útil para el riego de los montones de estiércol en “compostaje”. En cambio. vidrios. sangre seca de matadero. bajo condiciones controladas. con un aporte y distribución correctos.ción lo más posible del corte o pastoreo de la praderas y evitar dejar el suelo mucho tiempo “desnudo” tras su aplicación.

esta fase sólida del material orgánico sirve de soporte físico. El aumento de temperatura representa una retención del calor producido por la explosión del crecimiento microbiano que degrada los sustratos simples en el residuo. Uno de los residuos metabólicos. 1995). el calor. Ello conduce a una repetición. pues. Esta retroalimentación se convierte en negativa por encima de 40-45 °C e induce una disminución del crecimiento de la microflora mesófila.HUMEDAD Microorganismos OXÍGENO M A RIA TE Solubles Proteínas Hemicelulosas PRODUCTOS EN DESCOMPOSICIÓN NUEVOS MICROORGANISMOS ENERGÍA Muertos CO2 H2O Lignina Celulosa Parte mineral CALOR N O RG Á IC A Microorganismos COMPOST FIGURA 4. El proceso de “compostaje” y sus interacciones (López-Real. sin embargo. En el “compostaje”. en esta fase se han producido cambios importantes en la flora microbiana. medio de microorganismos autóctonos. a temperaturas más altas. portador de agua. del gradiente de retroalimentación positivo. La temperatura puede alcanzar un pico alrededor de 70-80 °C. En algún momento los sustratos simples han 356 . estabilizado. tiende a ser retenido en la matriz y ocasiona un aumento de temperatura característico del proceso. fuente de nutrimentos orgánicos e inorgánicos. Durante el aumento inicial de la temperatura se estimula el crecimiento de la microflora mesófila y se establece un gradiente de retroalimentación positivo entre la generación de calor. Estas temperaturas inician. matriz de intercambio de gases. El “compostaje” es útil. en el manejo de residuos ya que puede transformar rápidamente un material putrescible en un producto final. transportable y utilizable como abono. vertedero para los productos residuales metabólicos y aislante térmico. Las pérdidas tienen lugar a través de la conversión de la materia orgánica en dióxido de carbono y agua. almacenable. la temperatura y el crecimiento. Sin embargo. el “compost”. una nueva explosión de actividad por parte de microorganismos termófilos autóctonos. La principal forma del metabolismo microbiano es la respiración aeróbica.

en tanto que. si se quiere hacerla en una superficie más grande se debe disponer de una mayor cantidad de materiales. ayuda a visualizar la forma de preparar el “compost” en la finca. Demasiado carbono produce una limitación del nitrógeno en la actividad microbiana. el proceso se puede completar entre 5 y 7 días. por tanto. muy poca agua provoca el cese de la actividad microbiana. Esta eficiencia puede definirse de muchas maneras y cubrir muchos objetivos. temperatura y tiempo de retención. Es importante entender cómo influyen estos factores en el ecosistema microbiano para mejorar la eficiencia del “compostaje”. relativamente sencilla. una carretilla llena de desechos. Durante la primera se alcanza altas temperaturas. Por esta última razón. o en reactores con control de aireación. con lenta degradación de la materia orgánica remanente. la aireación y la producción de agua y de calor. Si en este momento se voltea la pila se reinicia el mismo proceso debido a la presencia de materiales poco degradados que se hallan situados en los bordes de la masa original. En estos últimos. Antes de reunir y formar la pila de abono. Al disminuir la fuente de energía. Sus dimensiones dependerán de la cantidad de materiales orgánicos que se pueda conseguir. se tienen que juntar los desechos orgánicos que se van a utilizar. al control de los olores. una compleja interacción entre el sustrato. la materia orgánica ya se ha estabilizado y sólo permanece la de difícil degradación. Luego se inicia la fase de maduración. o hasta más. A un nivel empírico es obvio que demasiada agua excluye aire y conduce a condiciones anaeróbicas. Estos son los condicionamientos obvios del proceso. El proceso de “compostaje” es. para producir un compuesto satisfactorio. en las pilas. desde la maximización de la degradación a la eliminación de patógenos. El “compostaje” se puede hacer en pilas con o sin aireación forzada. lo que significa entrar al ciclo del carbono y permitir en consecuencia el propio ciclaje de la materia orgánica. El material se enfría. el “compostaje” consta de dos fases: estabilización y maduración. a la producción y estabilización del producto. Por ello.sido metabolizados y dejan los materiales más resistentes que se degradan a ritmos mucho más lentos. cae la temperatura y los mesofílicos se reactivan. los microorganismos. en la perspectiva de utilizar una amplia variedad de desechos de naturaleza orgánica. humedad. También existen otros más sutiles pero igualmente fundamentales. La siguiente descripción. En términos prácticos. A medida que baja la actividad microbiana se pierde más calor del sistema del que se genera. al principio con participación de microbios quimiorganotróficos mesofílicos se oxida la materia orgánica de fácil descomposición y se genera calor que favorece el desarrollo de los microbios termofílicos y la inactivación de los patógenos. los mecanismos de aireación son fundamentales para la eficiencia del proceso. Es importante recordar que el “compostaje” es un proceso biológico y aeróbico. En definitiva. 357 . alcanza para establecer una abonera de 60 cm por 60 cm. puede tomar de 3 a 8 semanas. Posteriormente se debe marcar la superficie donde se construirá la abonera.

Los factores que afectan el proceso de “compostaje” y que se deben tener en cuenta durante su fabricación son: . es decir. a fin de que en el centro del montón quede un hoyo que hace las veces de chimenea. se riega y se cubre con paja. En el cuadro previamente demarcado y alrededor del palo. 5 cm de estiércol y. Es función de la actividad microbiana y puede disminuir. y si se trata de una abonera pequeña. Si se quiere hacer una abonera más grande. no hay que apretarlos. de tal suerte que ya no es posible reconocer las partes que le dieron origen. hay que colocar una capa delgada de tierra. El abono estará listo para ser usado después de un período que va de tres a seis meses. sobre el montón. sobre éste. Este producto es rico en nutrimentos y otros principios orgánicos que ayudan a mejorar la estructura del suelo haciéndolo más esponjoso y que también permiten aumentar los microorganismos que habitan en el suelo. A continuación. además. deben estar picados. En época muy soleada se protege colocando encima un sombrío que se puede hacer con ramas. Durante la época de lluvias también se protege con ramas o con un plástico. 358 . Posteriormente se riega en forma suave. Por este orificio circula el aire y salen los gases que se producen al interior del montón de abono en preparación. En la Figura 5 se presenta una secuencia de los pasos que se acaban de describir para la fabricación del “compost” en la finca. En cualquier caso. Al interior del montón se produce una transformación de los materiales orgánicos.Posteriormente. el palo no debe quedar muy apretado porque al final se tiene que retirar. si hay falta de oxígeno o de humedad. ramas o cualquier otro material que sirva para protegerlo del sol y del agua. se debe hacer una mezcla. se deben colocar 15 cm de la mezcla de materiales orgánicos. Se continúa repitiendo la secuencia de las capas hasta que se agoten los materiales orgánicos disponibles. Sobre ésta. dependiendo de las condiciones climáticas propias del lugar y de los materiales utilizados. con los materiales orgánicos que se han juntado. En el centro del cuadrado que se demarca. se colocan varios palos de mayor longitud. hay que limpiar la superficie marcada y soltar un poco la tierra. Mientras tanto. Esta tiene que contener restos frescos y secos en forma proporcional y. con excepción del estiércol. La disminución de la humedad también es función de la temperatura. cuando ya no es necesario volver a colocar el palo en el centro del montón. Todo el material dispuesto como se acaba de indicar se mantiene húmedo aunque no mojado. En estas condiciones los materiales deben ir quedando sueltos.Temperatura. Después de tres o cuatro semanas se debe comenzar a voltear el material una vez por semana. se debe colocar un palo de unos 10 centímetros de diámetro y de un metro de largo. o bien como exceso de humedad. 2 cm de tierra. Cuando ya se tiene todo listo se procede a sacar el palo. sin dejarlos en forma permanente porque se impide la aireación.

por lo que el resultado es la anaerobiosis. por encima de 60%. la descomposición es aeróbica. 1 4 2 3 FIGURA 5. Por debajo de 40% de humedad. más lenta.Humedad. 359 . en tanto que. La humedad óptima para la máxima eficiencia del proceso está entre 50 y 60%.. en peso. modificado). 5 Secuencia de los pasos para la fabricación del “compost” (González. con dificultad para la difusión de oxígeno. la cantidad de poros libres de agua es muy pequeña. 1992.

También pueden ser utilizados con este propósito materiales no biodegradables. . La relación carbono:nitrógeno ideal para un “compostaje” rápido está entre 25 y 35. etc. funcionando como un fertilizante nitrogenado de liberación lenta con acción residual prolongada.en agricultura. peso y tenor de humedad. el exceso de partículas muy pequeñas puede conducir a la compactación y a la formación de gran cantidad de microporos. debiendo ser repuesta la cantidad degradada en cada reutilización. en comparación con los fertilizantes nitrogenados solubles.. Las ventajas derivadas de la utilización del proceso de “compostaje” son: . por lo que se facilita el almacenamiento. tales como.Hay inactivación de organismos patógenos. con relación al material no compostado. Por ello.No hay producción de gases con olores desagradables. es común la utilización de residuos como viruta de madera o cáscara de árboles. transporte y disposición del residuo. Relaciones menores pueden resultar en pérdidas de NH3 por volatilización. . también sobre pastos y en suelos en los que se desea activar la vida edáfica. . El valor óptimo está entre 6. . por lo que deben ser corregidos. exige la mezcla con un material que de cuerpo o volumen. La concentración de O2 necesaria para que no haya limitación del proceso está alrededor del 5 al 10%.pH.Hay posibilidad de utilización del producto final –“compost”.0 y 7. de forma que la eficiencia de absorción por las plantas aumenta. esferas porosas de arcilla. donde 360 . dependiendo de la humedad del material en “compostaje”. su uso tiene especial interés para horticultura intensiva. resultando en mayor productividad. La disminución del tamaño de las partículas puede aumentar la superficie para el ataque microbiano.Aireación. en tanto que relaciones mayores resultan en un “compostaje” más lento. y favorecer así el desarrollo de condiciones anaeróbicas.5. los microporos se pueden encontrar en anaerobiosis. El “compostaje” de residuos semisólidos. Igual si hay una concentración relativamente alta de O2 en los macroporos.Tamaño de las partículas. Su utilización puede aumentar la retención de agua en el suelo. El beneficio del “compost” puede ser relativamente mayor en países en desarrollo. en los macroporos. La utilización de este compuesto en agricultura es extremadamente ventajosa. contribuyendo al reciclaje de los nutrimentos contenidos en el residuo. Aunque la utilización del “compost” como fertilizante se extiende a todos los cultivos. plástico. . necesario para asegurar la estructura y porosidad adecuadas para la realización del proceso. . como lodos de sistemas de tratamiento biológico. También es un excelente mejorador de las condiciones físicas del suelo.Relación C:N.Hay disminución del volumen. Entre los materiales biodegradables. Los valores extremos inhiben la actividad microbiana durante el proceso de degradación. caucho. para no aumentar los costos del procesamiento.

arboricultura y fruticultura. cisco de arroz. Se ha venido practicando en horticultura. Las especies leguminosas juegan un papel muy importante en estos sistemas. especialmente hojarasca. 5. o su precio es elevado. y donde la degradación del suelo es intensa. Entre las diversas variables que determinan la descomposición del “mulch” está la composición química del propio material. En regiones muy secas se propicia la retención de humedad con cobertura de aserrín. que se deben sacar del lote y quemar para evitar su nuevo establecimiento e invasión. Se recomienda. Por supuesto. Con otro enfoque esta práctica consiste en esparcir sobre el suelo los residuos vegetales que resultan de las desyerbas. Es evidente que en este caso se hace énfasis en el efecto protector del “mulch” para defender al suelo de este fenómeno. consiste en establecer variedades de cultivos que produzcan más biomasa o fertilizar los cultivos para incrementar dicha biomasa. que los productos de las desyerbas se deben esparcir uniformemente sobre el suelo. aunque hoy en día la tendencia es ampliar su utilización. además. que esta clase de esfuerzos sólo se justifica en casos muy especiales. con el propósito de proteger y fertilizar el suelo. podas. Los residuos podrán permanecer por más tiempo en el suelo mejorando su calidad.4 El “mulch” El mulching o acolchado es una práctica agrícola que consiste en cubrir el suelo o colocar dentro del mismo. Ca. Mg y K podrán descomponerse rápidamente mientras que los que tienen altas cantidades de sílice o grupos metoxílicos (OCH3) van a sufrir una descomposición mucho más lenta. el material resultante se debe picar porque de esa forma se obtiene un buen producto para conformar el “mulch”. con excepción de los provenientes de gramíneas y malezas. No es que unos materiales sean mejores que otros. cacao. P. o tratar los residuos con productos químicos que impidan una rápida descomposición. tamo y otros materiales. En estas condiciones se presenta otra posibilidad o variante a la práctica del mulching. materiales orgánicos e inorgánicos. Hoy en día han cobrado gran importancia los sistemas de producción agroforestal y el cultivo en callejones. entre ellos algunos de cosecha. Aquellos materiales con altas cantidades de N. zoqueos y desperdicios de cosecha con el propósito de formar una cubierta protectora contra la erosión. árboles frutales y de sombrío. Al realizar podas en café. lo que importa es el 361 . La práctica se hace sobre suelos en descanso y con cultivos establecidos. por cuanto los residuos vegetales colocados sobre el suelo absorben la fuerza de las gotas de agua y eliminan el efecto de la salpicadura. sean transitorios o permanentes. que cae en forma natural al suelo o que se cosecha para luego aplicarse al suelo. Una estrategia para aumentar la disponibilidad de residuos de cosecha que sirvan para el “mulch”.hay falta de fertilizantes químicos minerales. especialmente para cultivos de alto rendimiento como los frutales y las hortalizas. como sería el caso de seleccionar plantas que posean compuestos que puedan resistir la descomposición. La Tabla 7 ilustra sobre el particular con respecto a diversos residuos. condiciones en las cuales se produce una gran cantidad de biomasa.

0 1. en razón de la cubierta protectora.11 1. el control de la escorrentía y de las pérdidas causadas por erosión.77 0.22 10. parcial. Los efectos benéficos del “mulch” son diversos y tienen relación con todas las características del suelo.0 48.31 0.42 15. En lo físico.0 41. aumenta la cantidad de nutrimentos disponibles y favorece los fenómenos de antibiosis.75 1. y el transporte de los materiales desprendidos 362 .0 48.19 0.66 0. Los efectos físicos que se derivan de la utilización del “mulch” guardan relación con la conservación de la humedad del suelo.0 uso que se les va a dar.57 1.20 4. Los primeros resultarán de mayor interés si se quiere un aporte rápido de nutrimentos.03 0.0 0. la reducción de las malezas y la competencia con éstas.45 0.20 4.0 0.0 45. y el mejoramiento de su estructura.0 3. si se trata de un material orgánico.7 0. en el contexto del manejo sostenible del recurso suelo.03 6. el desprendimiento de microagregados y partículas – erodabilidad.12 0.00 3.73 0. Composición química de algunos residuos utilizados para “mulch”. el control de la temperatura del suelo.05 0.19 2.0 43. 47. que deje pasar el agua y el aire y que no se compacte ni aporte semillas de malezas. 1982.0 46.9 0.1 2.TABLA 7. El espesor de la capa de “mulch” es muy variable y depende del material y del tipo de suelo.07 0.36 1.68 0. al conseguir un acción integral que mejora las condiciones físicas.40 3. estabilidad estructural -.70 0.59 1.15 0.65 2.9 1.* C orgánico Mulch N-total P-total Ca+Mg+K % Sílice Almidón OCH3 Paja de maíz Tusas de maíz Paja de arroz Cáscara de arroz Paja de pasto elefante Mezcla de vainas de leguminosas Aserrín Tallos de yuca * Ayanaba.60 2.5 47. al producirse la transformación o mineralización del material aplicado.70 0.30 2.8 5.11 0.37 3.20 0. en lo químico.08 1.89 0.82 8.62 1.1 1. y biológicos. Es imprescindible. en tanto que los segundos pueden tener mayor interés por su acción sobre las características físicas del suelo o en función de un aporte de nutrimentos a mediano o largo plazo.0 0. Para que haya erosión deben intervenir consecutivamente tres fenómenos físicos: el impacto de las gotas – energía actuante -.

así. Además. resultado que indica un predominio de la inmovilización. y la inducción de deficiencias y toxicidades en las plantas. los hongos y los actinomicetos predominan en las últimas etapas o durante la descomposición de materiales orgánicos resistentes o maduros. la clase y concentración de los nutrimentos liberados dependen del oxígeno en el medio que forma el “mulch”. necesariamente repercute de manera favorable sobre el rendimiento de los cultivos y sobre el almacenamiento del agua en el suelo. Con relación a los efectos químicos que trae consigo la aplicación de “mulch” se puede señalar el incremento del humus y de la capacidad de intercambio catiónico del suelo. ácidos orgánicos. ya que además el propio “mulch” se convierte en una barrera contra la escorrentía.por el agua de escorrentía cuyo volumen y daño depende de la velocidad de infiltración del agua por el suelo y del grado y longitud de la pendiente. Sin embargo. Los siguientes casos pueden ilustrar lo que se acaba de expresar. y la fitotoxicidad que pueden producir. físicas y biológica del suelo. desarrollan un microambiente especialmente adecuado para que los microorganismos del suelo cumplan con sus funciones a fin de mantener el potencial de fertilidad del suelo. la acción sobre los procesos de mineralización o inmovilización de los nutrimentos. Esto se puede observar en el caso de un cultivo de maíz que recibió niveles crecientes de residuos orgánicos (Tabla 8). que es más completa. la descomposición anaeróbica resulta principalmente en la producción de humus. Es de esperar que la población bacterial aumente en los primeros estados de descomposición. la aireación y el suministro de nutrimentos del suelo. al influir positivamente sobre las características químicas. porque anulan el impacto directo de las gotas de agua lluvia sobre el suelo y permiten que el agua ingrese al suelo en forma lenta y puedan infiltrarse dentro de éste en un mayor tiempo de contacto suelo – agua. que se puede reflejar en el predominio de inmovilización con deficiencia temporal de nutrimentos para los cultivos. en otros casos también se reporta predominio de la mineralización. produce anhídrido carbónico. Continuando con los efectos que tiene el “mulch” sobre la biología del suelo. gases y minerales. Los residuos orgánicos superficiales al mejorar la cantidad de agua almacenada. éstos se traducen en el incremento de la actividad de los microorganismos y animales del suelo. Los residuos orgánicos superficiales cumplen esa función. Se puede restringir la producción de nitratos. Hay un aumento de la actividad biológica por la aplicación del “mulch” al suelo. La descomposición del material depende. de la relación carbono:nitrógeno o de la relación lignina:nitrógeno. la disminución o incremento de los nemátodos y hongos fitopatógenos. en términos generales. en tanto que la descomposición aeróbica. Algunas investigaciones indican que la aplicación de “mulch” lleva a un aumento en la nodulación y fijación simbiótica de nitrógeno en el cultivo de la soya. La bondad de la práctica del “mulch”. ya que evita que se inicie el proceso erosivo. 363 . La anulación de la energía actuante que causa el desprendimiento de los agregados es la mejor práctica de conservación de suelos. la temperatura. minerales y menos materiales de naturaleza húmica. agua.

A lo anterior se puede agregar la alteración de la fisiología del hospedero.93 * Power y otros. Rhizoctonia sp. Efecto de los niveles crecientes de “mulch” sobre la conservación del agua. han mostrado que el factor clave que determina la tasa de descomposición de esta clase de materiales es el tipo de compuesto de carbono antes que el contenido total del mismo. Generalmente hay un incremento temporal de humus que representa el efecto neto de las dinámicas de las tasas de aporte y el incremento de la tasa de descomposición. 364 . Fusarium oxysporium. Hay resultados acerca del efecto positivo sobre patógenos como Sclerotium rolfsii Sacc. El % en peso de los residuos producidos por el cultivo anterior. parcial. Phymatotrichum y Phytophtora. Además. La práctica del mulching puede causar disminución de la población de nemátodos fitopatógenos. particularmente durante la descomposición anaeróbica. Los materiales orgánicos con una alta relación lignina:N tienen una baja calidad como “mulch” y una baja descomposición. Se estima. para la producción de cultivos. Estudios realizados en los últimos años. disminución directa del número de patógenos. citados por Amézquita.34 3. que de esta manera regula la proporción de cada población.* Agua aprovechable mm 178 198 223 232 Nitrógeno tomado de Fertilización 4 7 7 11 Residual 5 6 6 6 Residuos 0 0 2 1 Suelo 73 97 114 124 Residuos % 0 50 100 150 Rendimiento ton/ha 2. Se informa también del efecto negativo con respecto a patógenos como Thielaviopsis basicola y Rhizoctonia sp.. como algunos alcaloides o ácidos grasos volátiles. El efecto residual es el del fertilizante del cultivo anterior. los rendimientos y la toma de N (kg) por el cultivo del maíz. la adición de materiales orgánicos es importante para aumentar o al menos para mantener la capacidad de intercambio catiónico de los suelos. conversión del patógeno en un hospedero en el lapso de un cultivo no adecuado. La utilización de abonos verdes o de “mulch” de leguminosas se suele hacer con la finalidad de restaurar o mantener los niveles de nitrógeno en el suelo. más específicamente. 1994. por efectos indirectos que estimulan poblaciones enemigas que parasitan y se alimentan de nemátodos. y aporte de alimento para el patógeno.TABLA 8.67 3. por acción directa de los productos de descomposición.64 3. Los residuos de cosecha pueden afectar a los patógenos de las plantas a través del incremento de la “capacidad de amortiguación biológica” del suelo. que hay una relación indirecta entre la tasa de descomposición y la relación lignina:N. El “mulch” estimula la descomposición de los residuos aplicados y del humus del suelo.. hecho que se acepta cuando se maneja la relación C:N.

a mejorar las propiedades físicas del suelo y enriquecerlo en “humus joven” de evolución rápida. la canavalia (Canavalia ensiformis (L) D.Las leguminosas que resultan las más apropiadas dada su capacidad para fijar el nitrógeno atmosférico en favor de los cultivos siguientes. las familias de plantas más utilizadas como abono verde son: . el fríjol terciopelo (Stizolobium deeringianum). Se utilizan especies como la alfalfa (Medicago sativa).). sin que el suelo se entre a disturbar demasiado. el lupino (Lupinus sp. la primera alternativa es la de mayor interés aunque. la cual. Un tipo particular de “mulch” es el que se conoce como “mulch” “vivo” que consiste en un sistema de producción de cultivos en el cual un cultivo alimenticio se establece dentro de un cultivo de cobertura de bajo crecimiento. que se cortan y se entierran en el mismo lugar donde han sido sembrados. los resultados muestran que. las leguminosas de cobertura utilizadas con esta finalidad incrementan el nitrógeno. disminuyen la densidad aparente. el kudzú tropical (Pueraria javanica). después de dos años. y mejoran la retención de humedad y la actividad biológica del suelo sometido a esta práctica. los tréboles dulces (Melilotus sp.). la crotalaria (Crotalaria juncea L. De acuerdo con trabajos de investigación. a su vez. En un sentido amplio. 5. pero sí contribuye el mantenimiento y formación de la materia orgánica del suelo. . y que están destinados. El cultivo de cobertura ahoga las malezas y protege el suelo. así como a mantener o mejorar la actividad microbiana del suelo. libera nutrimentos a una tasa constante pero baja. el trébol rojo (Trifolium pratense). el guandul (Cajanus cajan (L) Milss). los abonos verdes son aquellas cosechas que se destinan a mejorar las condiciones del suelo. ya sea que se incorporen o se dejen permanecer en la superficie hasta tanto pueda realizarse la incorporación. pero sirve de poco para mantener los niveles de la materia orgánica del suelo.C. para la sostenibilidad al largo plazo. En forma ocasional estos cultivos se dejan madurar antes de incorporarlos por medio del arado. En el corto plazo.).).Tomando en consideración lo expresado previamente se puede afirmar que: .Las gramíneas se siembran casi siempre para abono verde en asociación con legumino365 . .La utilización de abonos verdes o “mulch” de “alta calidad” lleva a liberar suficientes cantidades de nutrimentos para sostener el desarrollo de los cultivos. la segunda alternativa o la combinación de las dos puede ser lo mejor. especialmente.La utilización de abonos verdes o “mulch” de “baja calidad” no suministra nutrimentos en cantidad suficiente para las necesidades de los cultivos. Generalmente.5 Los abonos verdes Cuando se habla de los abonos verdes se hace referencia a la utilización de cultivos de crecimiento rápido. Aunque se puede utilizar un número enorme de especies vegetales. los cultivos destinados a tal propósito se mezclan con el suelo cuando aún están verdes y por eso su denominación.

igual que en el caso del “mulch”. Además. tiene unas características específicas. Puede incrementar la cantidad de materia orgánica o de nitrógeno asimilable del suelo. con el cultivador. como su biomasa. Como especies utilizadas están la colza (Brassica napus). aunque rara vez suelen tener ambos efectos al mismo tiempo. tanto si es como cultivo principal como si es cultivo asociado. sí debemos tener presente algunas puntualizaciones como: utilizarlo con una mayor densidad de siembra. el rábano forrajero (Raphanus raphanistum). puede disminuir las pérdidas de nitrógeno mineral por lavado. la cebada (Hordeum sativum).Las crucíferas tienen un desarrollo muy rápido. todo se debe tener presente a la hora de elegir las especies más indicadas para abono verde. . el nitrógeno disponible sólo aumenta si se aplica material de fácil descomposición rico en nitrógeno. siendo preferible utilizar una picadora de restos de cosecha o la grada de disco que pica la vegetación y al mismo tiempo producen un pequeño volteo de la tierra. quedando. Las leguminosas justamente se prefieren porque presentan una relación baja. porque incrementan la actividad microbiana. A la vez. a veces es conveniente aportar sobre el abandono verde los fertilizantes destinados para el cultivo siguiente. Cada abono verde. por tanto. y proporcionan un buen abono verde cuando se dispone de poco tiempo. como las plantas verde jóvenes. el efecto de un abono verde va a depender de su estado de desarrollo cuando se incorpora. y puede concentrar elementos nutritivos probablemente deficientes en la superficie del suelo. preferentemente en la floración o justo al inicio de la formación del grano. Son capaces de utilizar las reservas minerales mejor que la mayor parte de las plantas por la extensión de su sistema radicular y por acumular importantes cantidades de elementos en su parte aérea. la incompatibilidad con el cultivo anterior o siguiente en la rotación y los diferentes requerimientos de carácter edáfico. Por lo tanto. de 20 a 50% más que en condiciones normales. Se emplean especies como el centeno (Secale cereale). aunque el cultivo de las plantas de abono verde no presenta grandes diferencias con el mismo para su aprovechamiento normal. el pasto gordura (Melinis minutiflora). etc. 366 . En este punto quizás convenga destacar la importancia que tiene la relación carbono:nitrógeno del material a utilizar. La materia orgánica sólo aumenta de manera significativa si se adiciona al suelo material bastante resistente a la descomposición. su rapidez de crecimiento. lo cual permite obtener una masa de vegetación mayor que con leguminosas solas. Si los abonos verdes se utilizan adecuadamente. y ayudan a solubilizar varios nutrimentos minerales del suelo. y esta clase de material es típicamente pobre en nitrógeno. que se califica de adecuada. los restos ya más descompuestos se mezclan con el suelo a una profundidad de 10 y 15 cm. El abono verde puede tener diversos efectos sobre el suelo. incorporarlo al suelo en un estado avanzado de producción de biomasa. los residuos que aporta. Por ello. mejor ocupado el terreno. incorporarlo superficialmente. etc. Pasados unos días. Estos abonos también mejoran las condiciones físicas del suelo. pueden aumentar la materia orgánica del suelo o las reservas de nitrógeno disponible del suelo. la avena (Avena Sativa).sas.

No mejora la bioestructura del suelo. Además. y no tiene efecto prolongado. otros autores ponen en tela de juicio algunos de los efectos mencionados para los abonos verdes. Como criterios para la utilización de estos abonos están los siguientes. Se descompone en un lapso de 3 a 4 semanas. Por eso. Temporalmente. aunque mencionan como efectos y características de estos materiales. frente a las alternativas convencionales de manejo de la fertilidad del suelo. que en principio podría ser un tercio de la misma. en la Tabla 9 se presentan los valores de la relación carbono:nitrógeno no sólo de especies vegetales que se utilizan como enmiendas para el suelo. puede consumir las fuentes de carbono existentes en el suelo. es preferible sembrar después del abono verde un cultivo limpio como maíz. en la idea de no perder un período de siembra únicamente con el establecimiento del abono verde. para justificar su utilización. ya que en ocasiones se pierde un año de cultivo. de manera que crezcan en el período entre la recolección de una cosecha y la siembra de otra. porque consideran que no van más allá del suministro de nitrógeno orgánico y de algunas sustancias de crecimiento. Trabajos de investigación realizados en Colombia. que se puedan sembrar e incorporar simultáneamente con los sistemas productivos durante el crecimiento de los cultivos. no debe sembrarse otro cultivo hasta dos o tres semanas después de haber enterrado el abono verde. para evitar deficiencias de nitrógeno. en que normalmente no se utiliza el terreno. . es importante seleccionar para los abonos verdes especies muy precoces en su crecimiento. o sea. o si la hace es por poco tiempo. enriquece el suelo en nitrógeno y permite la producción de sustancias de crecimiento. sugieren hacer muy serios estudios de costos de esta práctica. los siguientes: Sólo es fuente de nitrógeno y no de materia orgánica o humus. Sólo se justifica su utilización en terrenos muy pobres. sino también de otros compuestos y sustancias de naturaleza orgánica Con un enfoque diferente.Para ilustrar el último planteamiento. La razón es que a esa edad las plantas se mantienen turgentes y jugosas y se descomponen más fácilmente que si son cortadas en una etapa posterior de su ciclo de vida. especialmente cuando el cultivo no es una leguminosa. los mejores resultados se consiguen cuando se entierra en la etapa media de madurez. e ir cambiando gradualmente esa fracción de terreno hasta cubrir el área total. situación que se agrava aún más en regiones de clima frío en donde los ciclos de vida de los cultivos transitorios son muy amplios. 367 . La otra posibilidad que han evaluado es la incorporación de los abonos verdes en sólo una parte del área disponible. . sobre abonos verdes.Puede propiciar la presencia de muchos hongos. papa o algodón y no cereales de grano pequeño. Sea cual fuere la planta utilizada. consideran que uno de los limitantes que surgen es el relacionado con el uso de la tierra. y produce un empobrecimiento en materia orgánica. antes de la floración o poco después de esta etapa. algunos de los cuales son patógenos y están en posibilidad de atacar al cultivo. por lo que puede beneficiar al siguiente cultivo.No siempre es una práctica rentable. su uso debe encajar dentro de la rotación de las cosechas.

Santafé de Bogotá. Microbial ecology: fundamentals and applications. y BARTHA. AMEZQUITA.30 15 . citado por Labrador Moreno. Investigación y ciencia en agricultura alternativa. El componente biorgánico del suelo. 1987. Fabriquemos abono orgánico. Agroecología y Desarrollo (Chile) 4: 12 –21. Amsterdam. F. Revista Agrícola y Ganadera (Colombia) 3: 23 – 31.A. 1995.40 25 . Addison-Wesley. López Benitez y Reyes Pablos. Massachusetts. R. Elsevier. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. BIBLIOGRAFÍA CITADA ALLISON. 1993. R. En Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo. ALTIERI. La agroecología una alternativa dentro del ecosistema. 9 – 15 . E.TABLA 9.12 3-5 * Urbano.30 30 .E. 560 368 . Guiberteau Cabanillas. Reading.12 4 . Residuos orgánicos superficiales (“mulch”). 637 p.M. pp. 1994. 1992. ANÓNIMO.25 10 . Soil organic matter and its role in crop production. ANÓNIMO. ed. 1973. ATLAS. Valores de la relación carbono:nitrógeno en diferentes materiales. su importancia en el manejo de suelos. Tierra Adentro (Chile) Suplemento 3: 4 – 5. M. 1981. 1995.* Material Paja de arroz Paja de trigo Forraje verde de leguminosas Forraje verde de gramíneas Estiércol fresco Estiércol descompuesto Ácidos húmicos Protoplasma microbiano Proteína vegetal Relación C:N 100 70 20 .

pp. CATIE.O. J. B. Piracicaba. Costa Rica. Organic materials as fertilizers. Microbiología do solo. R. Mejoramiento de praderas de kikuyo con estiércol bovino y abono fosfórico.) Walp. J. Agroecología. Gestión y utilización de residuos orgánicos para la agricultura. FAO. –––––––––– 1994. pp.C. Rome. B. 1990. 1989.L. UTEHA. K. 223 – 248. Editorial Aedos. del inglés por R. 1982.. y GUIBERTEAU CABANILLAS. En Cardoso. BURBANO. D. 1987. 590 p. management and improvement. Sociedade Brasileira de Ciencia do Solo. Proceedings of the Regional colloquium on soil organic matter studies. pp. 121-128. 1975. FUENTES YAGÜE. ed. 97-103. 1992. La agricultura ecológica. Turrialba. H.T. p. En Manejo integral de suelos para una agricultura sostenida. The value of mulches in the management of organic matter in tropical soil. D. La agricultura sostenible. N. 369 . L. Substancias húmicas cómo son y cómo actúan. AYANABA. Carta Ganadera (Colombia) 22: 10 –13. y OKIGBO. 91 – 102. CENA-PROMOCET. Cali. El suelo: una visión sobre sus componentes biorgánicos. Hojas Divulgadoras 1: 1 – 24.p..E. pp. COSTA. En Gliricidia sepium (Jacq. LABRADOR MORENO. Salord Barceló. Barcelona. Brasil. 447 p. En Fundación “La Caixa”. ed. IGLESIAS MARTÍNEZ. Agrishell 41: 9 –12. A. 1994. C-. Trad. B. Colombia. Pasto. KANG. Universidad de Nariño. A. 24 p. Potencialidades y limitaciones de los materiales orgánicos aplicados al suelo. A. Sociedad Colombiana de la Ciencia del Suelo – Comité Regional del Valle. 44. Realidad y futuro de la aplicación de residuos orgánicos en la agricultura. E. Naturaleza y propiedades de los suelos. H.AYANABA. H. El estiércol y las prácticas agrarias respetuosas con el medio ambiente. 1995. BARAJAS SANDOVAL. y MULONGOY. Hojas Divulgadoras 10: 1-24. 1992. M. Mulching for improved soil fertility and crop productions. Campinas. In Cerri. BOIXADERA. LAMBAIS. y Sodrzeiski. 1988. 97 – 119. 1993. pp. La fertilización en una agricultura alternativa. Barcelona. y DANÉS. y BRADY. In FAO. 1966. Gliricidia sepium como una fuente de abono verde en un sistema de cultivo en callejón. A. J. Santa Fe de Bogotá. F. Hojas Divulgadoras 11: 1-31. J. Poluiçáo orgánica e seu controle. El Colegio Verde de Villa de Leyva-GTZ-Corponariño.N. BUCKMAN. 1985. GONZÁLEZ POSSO.Athié.

pp. MEYLAND. Editorial Aedos. Barcelona. LOPEZ BENITEZ. Recursos útiles para el manejo de poblaciones de fitonemátodos. 1984. y CHABBE. Uso del estiércol bovino. La materia orgánica en los sistemas agrícolas. 5ª ed. G.. 61 – 67. J. 1995. Trad. STEVENSON. 1989. D. En Fundación “La Caixa”. VILLALBA QUINTANA. y FUENTES-PILA ESTRADA. Microbial biomass and nitrogen uptake under a Psophocarpus palustris live-mulch grown on a tropical alfisol. Hojas Divulgadoras 3: 1 – 44. K. 499 p. CELATER. Colombia. J. i. 1993.M. 1996. Gestión y utilización de residuos urbanos para la agricultura. ed. eds. 97 –103. Cali. J. Agricultura sostenible. MULONGOY. En Castellanos. LOPEZ-REAL. VOLCY. Subproductos vegetales y enmiendas. PRIMAVESI. J. Soil Biology and Biochemistry. Manejo ecológico del suelo. 1996. 45 p. L. Monterrey.L. 1993. El Ateneo. 1986. s. Hojas Divulgadoras 7: 1 – 31. J. Parámetros de control de “compostaje” y aplicación de “compostaje” a residuos orgánicos. Tierra Adentro (Chile) 9: 24 –28. Humus chemistry. La utilización del estiércol en agricultura. Genesis. A. del portugués por Silvia Larendegui.. Wiley. 18: 398 –398. 370 .LABRADOR MORENO. J. Barcelona. Buenos Aires. C. Revista Augura (Colombia) 19: 50 – 63. calidad de los composts producidos y valoración económica.. Gestión y utilización de residuos urbanos para la agricultura. Fertilización. pp. pp. L. New York. S. LYNCH. 1982. Ch. Efecto de la aplicación de estiércoles sobre la microbiología del suelo. L. 1995. PRAGER. J. 99 – 108. En Fundación “La Caixa”. Concepto de “compostaje” en Ginebra. M. ed. Z. A. Manejo y utilización. 443 p. 1982. Editorial Aedos. reaction. Y Reyes. y ÁNGEL. y REYES PABLOS. J. PEDRAZA. composition. F. Contribución de los abonos verdes al mejoramiento de la calidad de los suelos. GUIBERTEAU CABANILLAS.