Ejercicios Espirituales

Contemplación para alcanzar amor, y salida de EE Hechos 1, 9-11

Guía 15

1. Método: “pedir lo que quiero: será aquí pedir cognoscimiento interno de tanto bien recibido,
para que yo enteramente reconosciendo, pueda en todo amar y servir a su divina majestad” [233]. Salir de Ejercicios: No debemos olvidar que la realidad no ha hecho Ejercicios. Si algo ha cambiado, cuando regresemos a nuestra propia ‘Galilea’, somos nosotros, no la realidad, ni nuestras familias o comunidades. Salir de Ejercicios es tan delicado como entrar en ellos. Hay que hacerlo con mucha calma y el máximo cuidado. Hay que tener cuidado de no salir con un ‘fervor indiscreto’, como el que señala San Ignacio. Aprender a encontrar a Dios en todas las cosas: Es muy fácil encontrar a Dios en los Ejercicios, pero éstos nos deben haber preparado para encontrar a Dios en todas las cosas y a ver en todas las cosas a Dios. La práctica de las distintas formas de oración, el examen, la contemplación, las lecturas bíblicas, las celebraciones litúrgicas y demás ejercicios, nos deben haber preparado para regresar con nuevas herramientas a nuestra vida cotidiana, donde tenemos el reto de seguir encontrando la presencia de Dios, donde debemos descubrirlo a Él vivo y operante en todo.

2. Tema: Cosecha y gratitud [230-237]
Tiempo de cosechar: Este es un tiempo de cosechar el fruto del proceso de los Ejercicios Espirituales; recorrer todo el camino y reconocer la historia de nuestras resurrecciones, de nuestras pascuas; reconocer lo que el Señor nos ha mostrado como fuentes de vida: personas, actividades, lugares, experiencias... “Como el roble está latente en el fondo de la bellota, la plenitud de la personalidad humana, la totalidad de sus posibilidades creadoras y espirituales está latente en el fondo del ser humano incompleto que espera, en silencio, la oportunidad de aflorar” (Ira Progoff). Gratitud: También es un tiempo para agradecer al Señor todo el bien que nos ha hecho; en la Contemplación para alcanzar amor, san Ignacio nos invita a expresar el amor con obras y no sólo con palabras [230] y a devolverle al Señor con la misma generosidad con la que hemos recibido, porque el amor es comunicación [231]. La respuesta normal de este proceso es repetir con San Ignacio: “Tomad, Señor y recibid toda mi libertad, mi memoria, mi entendimiento y toda mi voluntad, todo mi haber y mi poseer; vos me lo distes, a vos, Señor, lo torno; todo es vuestro, disponed a toda vuestra voluntad; dadme vuestro amor y gracia, que ésta me basta” [234].

3. Puntos Preguntas:
¿Cuáles son los dones recibidos por el Espíritu en estos Ejercicios? Repasemos las notas ¿Cómo podemos expresar al Señor nuestra gratitud por los beneficios recibidos? ¿Qué podemos ofrecer al Señor al final de esta experiencia de Ejercicios?

Textos bíblicos:
Romanos 8, 28-39: Romanos 8, 9-18: 1Corintios 2,6-16: 2Corintios 4,7-5,10: “Nada podrá privarnos del amor de Dios, presente en Cristo Jesús” “Todos los que son guiados por el Espíritu de Dios son hijos de Dios” “... y nosotros hemos recibido el Espíritu de Dios” “Pero nosotros llevamos este tesoro en vasijas de barro”

Dios discreto. ¿Cómo unas hojas tan frágiles pueden atravesar un asfalto tan duro? ¿Cómo se incuba en el misterio de la tierra esta vida tan fuerte? Cuando nos insertamos entre los hombres oprimidos por estructuras duras como el asfalto. don incesantemente tuyo. no sólo encontramos la muerte. Por debajo de la tierra se van extendiendo sus raíces en todas las direcciones. Tiene media docena de hojas alargadas. algunos días después. sino también una red de vida. Caminamos hacia el encuentro de los oprimidos. Sal Terrae.Parábola del pueblo oprimido En los campos de la República Dominicana crece una hierba que los campesinos llaman «junquillo». 9. de canto y de silencio. Dios crea inagotablemente vida y libertad en el secreto de la tierra fecunda hasta que llegue la hora y brote la justicia. ni espiar la semilla de arroz para que se transforme en el secreto de la tierra. que la opresión no ha podido eliminar. Un día vi echar una capa de asfalto en el patio de una casa para acabar con el junquillo. Santander. nos llega la vida sin notarlo. No hay que amenazar a los pájaros para que canten ni vigilar a los trigales para que crezcan. 1988. Es imposible eliminarla. con los mismos pasos. unas hojas pequeñas empezaron a sacar sus cabezas verdes a través del asfalto negro.14-15. e inseparablemente caminamos. No hay que dar órdenes al corazón tan fiel. Para que tu infinitud no nos espante. hacia el encuentro con Dios oprimido bajo el asfalto. cuando se arranca una planta. S. de tal manera que. trabajador sin sábado. Benjamín González Buelta. de resistencia. de solidaridad. de organización. Vida de oración entre los pobres. Pero. En dosis exacta de luz y de color. a los pocos días nace otra al lado. ni a las células sin nombre para que luchen por la vida hasta el último aliento. . Creador Discreto No hay que pensar el aire para que se filtre al último rincón de los pulmones. te regalas en el don en que te escondes. ni hay que imaginar la aurora para que decore el nuevo día jugando con los colores y las sombras.I. Bajar al Encuentro de Dios. BENJAMÍN GONZÁLEZ BUELTA .

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful