You are on page 1of 5

En su carta del 17 de agosto de 1797, y a propósito del comentario que Goethe le hiciera de su estadía en Frankfurt, Schiller le expresa la resignada

necesidad de recluirse en el ámbito de lo poético, en vista de que la ‘trivialidad’ que caracteriza la vida de las ciudades, impide el desarrollo de la ‘disposición espiritual’ necesaria para un desarrollo cultural adecuado, reubicando al teatro y al poeta como meros procuradores de ‘distracción’. Sin embargo, y como es sabido, la oposición constatada entre vida cotidiana e ideal poético, no es de ningún modo considerara por el poeta como irreconciliable 1. En este sentido, las tentativas sobre la balada que ocuparan a Schiller desde 1797 constituyen una expresión singular, “un experimento dramático” (von Wiese) de la proyectada e idealizada superación de los opuestos que Schiller reconoce en la educación estética2. El tratamiento sobre la balada, forma que, a pesar de haber sido rescatada por los representantes del Sturm und drang, mantenía una posición subalterna dentro del sistema de géneros, ofrecía, a este fin, particulares ventajas formales. Y las reflexiones realizadas acerca de las posibilidades de la balada a partir de la producción del mismo Schiller otorgan un campo propicio para comprender, tanto la necesidad de las que surgen, como los aspectos formales que posibilitan y limitan su actualización. Los comentarios que G. Körner realizara acerca de las baladas de Schiller, pero sobre todo acerca de Die Kraniche des Ibykus [‘Las grullas de Íbico’], permiten rastrear problemáticas fundamentales que subyacen a la producción baladística de su amigo3. El carácter transitivo del periodo baladístico de Schiller se evidencia, en su correspondencia con Körner, en el modo en el que su tratamiento teórico se enmarca en una indagación poética de mayor alcance. Los comentarios de Schiller acerca de la Poética de Aristóteles(lectura que realizara a pedido de Goethe), resultan, en este sentido, significativas. Schiller sostiene que la corrección de sus leyes ‘empíricas’ se deben en gran parte al hecho de haber tenido, ante sí, las obras que representan los modelos de su especie genérica. Precisamente esa comunidad dada entre la realidad cotidiana y lo poético que Schiller reconoce como escindida, y sobre la cual se erige, tanto su teoría estética, como, de un modo peculiar, su actividad artística. De allí que Schiller considerara peligroso seguir los ‘consejos’ de Aristóteles sin tener en cuenta las condiciones históricas de la poesía4. En Schiller, la conciencia de estas posibilidades históricas se expresa a través de una idealización de la función poética, que en la discusión con Körner en torno a la balada, se evidencia en más de un aspecto. El propio Körner, en su carta del 3 de junio de 1797, menciona esta conciencia acerca del carácter preponderante de la idea en Schiller, como un rasgo característico de su producción5, en

la práctica artística. Del mismo año es el artículo de Körner “Über der Freiheit des Dichter in der Wahl des Stoff” [“Sobre la libertad del poeta en la elección de la materia”]. Y si esta . lo rebaja hasta la trivialidad del pueblo. Körner sostiene que la más elevada realización poética sólo es posible a través del tratamiento popular del material. la reflexión acerca de la recepción de la balada. acentúa las limitaciones de la decadencia cultural. en su carta del 9 de julio. Así Körner. se podría observar el modo en que las reflexiones de Schiller y Körner se dirigen al carácter popular de la balada en particular y del arte en general. los motivos de esta forma particular. aquellos elementos susceptibles de un ‘elevado’ tratamiento poético. en donde distingue al gran poeta de los ‘pequeños hombres’ a partir de la capacidad de los primeros de seleccionar. que la búsqueda del efecto. Si bien en este segundo aspecto. lo que exigía un arduo tratamiento para establecer una continuidad que no se encontraba en al materia misma. cobraba tal fuerza. Ante la crítica de Körner acerca del carácter fragmentario de la balada Die Kraniche des Ibykus. Schiller reconoce un debilitamiento de lo estrictamente poético. Este tratamiento. y. que bien podía resignar en la representación aspectos narrativos que le otorgaran una mayor unidad6. expone la ambigüedad de los planteos que Körner sostiene. resalta el modo en que las peculiaridades propias de la materia a tratar. Y determina su recepción: pues en el reconocimiento de los recursos poéticos de los que se vale el poeta. en germen. el escaso material acerca de la fábula que pudo reunir. del entramado confuso de la vida en el que se sumerge. en donde se condensan. de modo tal que cualquier tratamiento formalista. lejos de educar a partir de su peculiaridad. que descansa sobre la recepción de la obra. por otro. a favor del efecto inmediato. Schiller aducirá por un lado. se reconoce en la obra la relación entre materia seleccionada y su actualización poética. en la idealización de los términos sobre los que se apoyan sus teorías. delimitan la realización poética. Pero aclara que esta exigencia no se debería confundir con el empleo de un ‘tono plebeyo’7. caracterizado como decadente. las ideas que rigen su pensamiento poético. más que actualizar el ideal poético.estrecha conexión con el carácter popular. Que el carácter popular de la obra se identifique con la práctica del poeta que se halla en franca oposición a la realidad de su tiempo. en gran medida. cualquier utilización de ‘adornos arbitrarios’. la concepción del arte que comparten ambos extiende esta cualidad al campo de la materia misma. La dura crítica que Schiller le dirigiera a la obra poética de Bürger en 1789 contiene. perjudica la materia. según Körner. En la obra de Bürger. y comparte con Schiller. La comunidad espiritual que reunió a Körner y a Schiller se funda.

el tono elegíaco que prepondera en la mayoría de las baladas puede expresar algo más que un aspecto formal de este género. En todo caso. una aprehensión sensible que no exige la participación de conocimientos previos por parte del pueblo (“que es de quien aquí hablamos”. a la que le debemos la presentacion de personajes elaborados a partir de una idea abstracta. Schiller comenta esta ambigüedad en torno a la situación del hombre ‘sentimental’. ‘el amigo de los dioses’ (el comentario involuntario del asesino acerca de las grullas que aparecen por sobre el teatro. tendrá que acordarle que esa x. se suma la centralidad que la función del arte sobre el ‘pueblo’ representa en la balada Die Kraniche des Ibykus.” Este idealismo Körner lo encuentra. hay aspectos que se mantienen en la configuración de las baladas y que la justifican. a través de la idealización con la que se carga su función: “Hay en todo hombre alguna cosa que habla a favor del poeta. la vida práctica. prototípica. y que les recordara aquellas a las cuales el poeta invocara a la hora de su muerte). y que contribuye a la unidad de la balada (azar que debe no poco de su lograda configuración a los comentarios de Goethe). en las baladas de Schiller. es la simiente del idealismo. con lo que tiene de rastera y de vulgar no ha podido destruir toda la capacidad de sentir la poesía. y que domina en la mayoría de las baladas. y que sólo gracias a ella. que no posee. ritmo. Es en esta balada donde Schiller ofrece la representación sensible del ideal moral al que predispone el arte. Sobre todo si tenemos en cuenta que en su crítica a Bürger. A la finalidad moral. y lo aprueba. Pues mientras sostiene que la balada permite.). versificación y rima). y aunque usted puede ser un realista tan escéptico como quiera. El propio Körner se sorprende del poco interés que Schiller expresa sobre los temas que surgen del análisis de sus baladas8. como Aristóteles. Pero aun así. es porque Körner encuentra en ellas las ideas estéticas rectoras de Schiller. sostiene que las “grandes escenas naturales” son las más adecuadas para la balada. En su carta a Goethe del 17 de agosto.ambigüedad se expresa en los comentarios acerca de la balada. pero que es consciente del poder del arte. ante sí. el descenso al nivel espiritual real del ‘pueblo’ fuera duramente criticado. ya que la vida convencional de la cultura moderna no basta para expresar lo “puramente humano” que debe regir su realización poética idealizada. por sus cualidades formales (extensión. Las escuetas respuestas que Schiller le ofrece a su amigo acerca de esta cuestión expresan las dificultades que el abstracto término le ofrecía para un desarrollo más detallado. El azar que contribuye al reconocimiento de los asesinos del poeta Íbico. se . a pesar de la decadencia de la realidad concreta. en ese tono. el acercamiento. afirma. las realidades estéticas ya configuradas.

la contundencia del ritmo de la estrofa que relata la captura de los responsables revela lo que anteriormente se encontraba “suspendido entre la ilusión y la verdad” (“ … zwischen Trug und Wahrheit schwebet”): “Die Szene wird zum Tribunal” [‘La escena se convierte en tibunal’]. En una carta del 7 de septiembre le escribe a Goethe. al viejo Goethe: la categoría de catarsis. Schiller se muestre reticente. expresa de un modo concreto un aspecto relevante de su pensamiento estético. sin duda la obra que se representa no lo ha hecho presa de turbación y el arrepentimiento en el sentido propio de la palabra. La ambigüedad que. que perturba la lectura. en torno al efecto del arte. se mantiene.encuentra mediatizado por la representación del coro de las Euménides. condición previa. no le permite configurarlo operando de un modo inmediato sobre la realidad concreta. a través de su canto. tiene por base una acción moral que apela directamente al personaje. la inquietud de espíritu en los presentes. como Goethe le expresa en una carta. no obstante. que lo opone. sin embargo. y no pienso insinuarlo. a la real disposición poética. Es esta reserva. Y la función rectora de la idea schilleriana que Körner reconoce en las baladas schillerianas se muestra en la intensidad que gana. pero el cambio inmediato. la que le permite acentuar el carácter crítico del arte ante la realidad. . sobre todo. previo al comentario infeliz del asesino que lo inculpara. que. la injerencia de la representación narrativa: al verso que alude al efecto perturbador que la representación del coro produce sobre los asistentes -“Als ob die Gottheit nahe wär” [“como si estuviera cerca la divinidad”] –previamente al descubrimiento de los asesinos. La concepción del arte como un absoluto que sostiene Schiller. la atmósfera “cargada de presagios ocultos”. acerca del efecto del arte representado en la balada: “[…]el criminal se encuentra entre los espectadores. precisamente. negativa. conforme la acción se cierra. pero ha reavivado en él el recuerdo de su acto […] su sensibilidad recibe un choque […]” (525) También en otras baladas se muestra un giro abrupto de personajes que fueron previamente presentados como tipos ideales. de allí que ante la insistencia de Körner por desarrollar los aspectos populares que se condensarían en la balada. acentuada por los episodios casuales sobre los que parece descansar la resolución del crimen. y que mantiene. había instalado.

da Dir meines Erachtens diese Gattung vorzüglich gelingt. 6 7 Ver. ohne sie durch übersinnliche Ideen zu stören. Man merkt ihm an. giebt seinen empirischen Aussprüchen einen allgemeinen Gehalt und die völlige Qualität von Gesetzen. Debe erguirse delante de ella. aber die große Anzahl der Falle und die glückliche Wahl der Muster. la carta que le dirige a Goethe el 7-10-97. turbarla en su beatitud. daß er aus einer sehr reichen Erfahrung und Anschauung herausspricht und eine ungeheure Menge tragischer Vorstellungen vor sich hatte. 3-6. um Dich von Deinem Dichterberuf zu überzeugen” 30-7 8 “Ich habe von der Ballade keinen so hohen Begriff. ohne sie durch übersinnliche Ideen zu stören.1 [“Menester es hostigarla. die er mehr als irgend dein anderes poetisches Genre begünstigt.” A Körner. 524. daß Du Dich nur Deiner Phantasie zu überlassen brauchst. die er vor Augen hat. es ist alles empirisch. um Dich von Deinem Dichterberuf zu überzeugen”. por otro lado. daß Du Dich nur Deiner Phantasie zu überlassen brauchst. keine Spur von irgend einer Theorie. 4 “[…] tiene delante de los ojos todo un montón de tragedias realmente puestas en escena que nosotros no poseemos. “Diese Gedichte sind wieder Bestätigungen meines Satzes. 5 “Diese Gedichte sind wieder Bestätigungen meines Satzes. daß Du die Ballade geringzuschätzen scheinst. convengo en ello. Auch ist in seinem Buch absolut nichts Speculatives. sumergirla en la inquietud y el estupor. al respecto. Es sólo a este precio que que aprenderá a creer en la existencia de la poesía y se tomará en consideración a los poetas”. daß die Poesie nicht auch als bloßes Mittel dabei statthaben dürfte” 2-10 “Mich wundert. 503] 2 [“Y de hecho jamás encontré en ninguna parte esta consideración en tal alto grado como entre esa clase de hombres. en forma más estéril y desprovista de entusiasmo” 503] 3 La relevancia de la figura de Körner en torno a los estudios estéticos de Schiller se puede observar en la producción de Kallias. que surgiera por iniciativa del propio Körner. razona tomando por basse esta experiencia y los cimientos de su juicio se nos escapan en su mayor parte.” 8-10 .” 438 “Die Poetik handelt beinah ausschließend von der Tragödie. sea como un buen genio o como un espectro. Pág. und das um so mehr. pero también en ninguna parte.