La Universidad y la Sociedad del Conocimiento Por: Narciso Arméstar Bruno1 Resumen Grandes cambios suceden en ele mundo actualmente

, la globalización, el incremento en el uso de herramientas de tecnología de información y comunicación, la velocidad en el avance de los conocimientos han cambiado la forma de ver el mundo de las personas, la forma de hacer negocios y de socializar., incluso hasta de hacer política. En este contexto la respuesta a nuevas necesidades de la sociedad acerca del conocimiento tiene que ser asumido por las universidades, que hace un giro en sus modelos educativos y orienta sus esfuerzos en el aprendizaje colaborativo, las habilidades sociales y comunicativas, la actitud de orientación al logro y la búsqueda de habilidades de aprender a aprender que le permitirá escoger su conocimiento durante toda su vida profesional. Introducción Peter Drucker2 ya esbozaba hace algunos años el concepto que el mundo estaba actualmente viviendo en una sociedad del conocimiento, lo que según él se comparaba a la revolución industrial. Vivir en una sociedad del conocimiento había hecho que el mundo cambiara en su manera de hacer negocios y generar riqueza y obviamente removía los cimientos de lo que hasta la fecha se convertía en las bases del crecimiento y prosperidad de los países. Ya no bastaba tener capital, trabajo y recursos naturales ahora se necesitaba además un nuevo componente el conocimiento. La universidad, depositaría del conocimiento se enfrenta a un nuevo reto. La de adaptar las exigencias de la sociedad y dar respuesta a los cambios que la nueva sociedad del conocimiento exige. En ese sentido la universidad debe ser capaz de adaptarse para seguir sirviendo a la sociedad. La sociedad el conocimiento ha llegado de la mano de la sociedad digital. La llegada del internet, convertida en la imprenta del siglo XXI3 hace más dramático el cambio instalándonos en la fase electrónica de la escritura. Esto trae consigo también la facilidad de transmitir no solo textos sino imágenes, audio y abre la posibilidad de interactuar con otros receptores y volverse en simultaneo emisor y receptor multicanal de ideas, conceptos y opiniones. Esto amplía las posibilidades de organizar el aprendizaje de maneras hasta hace poco tiempo insospechados. La universidad tradicional

1

Ingeniero Industrial, MBA, PhD (c), alumno del curso Gestión de herramientas web 2.0 para el aprendizaje colaborativo de la Universidad Señor de Sipan (2012) 2 En su libro la Sociedad Post Capitalista ya hablaba de que nos encontrabamos en una sociedad del conocimiento.
3

Piscitelli, Alejandro (2005). Internet la imprenta del Siglo XXI. Cibercultura, Gedisa editorail. Barcelona. Esppaña.

Los orígenes de la universidad se remontan a la Edad Media, pero es recién en el siglo XIX cuando dan el gran salto a la modernidad, que es la respuesta de la sociedad emergente del siglo XIX caracterizada por el desarrollo industrial. De esta manera se generan en Europa tres modelos bien definidos4: el modelo alemán ( llamado Humboldtiano); el modelo francés (llamado Napoleónico) y el modelo anglosajón. Tanto el modelo alemán como el francés enfocan la educación en el sector público y en las necesidades del estado más que en las necesidades de la sociedad y se basaban en la formación de personas con amplios conocimientos científicos no necesariamente relacionados con las demandas de la sociedad ni del mercado laboral. El modelo anglosajón mantuvo la idea de universidades como instituciones privadas que se enfocaban en la formación del individuo en un sentido amplio para que así puedan servir las necesidades de las nuevas empresas olas del propio estado. Estos tres modelos que surgieron a inicios del siglo XIX, en el tiempo fueron entremezclando sus características. Por ejemplo las universidades anglosajonas eminentemente orientadas a la acción práctica incorporaron los elementos de la investigación científica a finales del siglo XIX. En el siglo XX se fueron definiendo en el mundo dos modelos: el de la universidad profesionalizante, de carácter eminentemente practico orientada a dar profesión a los alumnos y asegurarles una buena colocación en el mundo laboral y las universidades de investigación, orientadas a la expansión del conocimiento en todas sus ramas y a la alta tecnología. En Latinoamérica y por supuesto en el Perú el modelo se asemeja en lo fundamental al napoleónico, y está orientado a dar respuesta a las necesidades de un mercado laboral de profesiones bien definidas, con competencias claras enfocadas a un aspecto concreto del mundo laboral y con poca intercomunicación con otras profesiones. Esto genera que las competencias de cada profesión no cambien mucho a lo largo del tiempo. De esta manera la universidad se convierte en un organismo que otorga “licencias” para ejercer profesiones. Es en este escenario que también se mueve la universidad peruana, y es posible que sea la explicación de porque la poca preocupación por la investigación. Donde el profesor es el garante de que los alumnos adquieran las competencias profesionales y que la totalidad de los conocimientos necesarios para ejercer una profesión debían ser impartidos en el aula de clase. El énfasis está así en la trasmisión de teorías y conceptos y no en el aprendizaje independiente, el conocimiento instrumental, el aprendizaje basado en problemas, y la adquisición de habilidades sociales y comunicativas y actitudes de orientación al logro. A todas luces es evidente que este modelo de educación superior queda obsoleto en la era del conocimiento y las herramientas que ofrecen las tecnologías de información y comunicación. Si a esto aunamos la fuerza del fenómeno de la globalización se reafirma la necesidad que tiene la universidad de alejarse de sus antiguos moldes y diseñar un nuevo rol que le permita estar a la altura de las nuevas

4

JoseGinés Mora (2004): La necesidad del cambio educativo para la sociedad del conocimiento. Revista Iberoamericana de educación. Mayo – agosto, número 035. Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación. La Ciencia y la Cultura (OEI). Madrid. España.

exigencias que le demanda una sociedad del conocimiento con nuevas necesidades de formación de competencias mas soft que hard, orientados mas a la enseñanza que al aprendizaje. Nuevo contexto para las Universidades El efecto de la globalización es evidente en el mercado laboral en un doble aspecto: no solo nuestros egresados trabajan con mayor frecuencia en otros países, sino que lo hacen también en compañías transnacionales que tienen métodos de trabajo y de organización de carácter global. La globalización también genera que la competencia de las universidades deje de ser local. Otro aspecto que cambia el contexto de las universidades es que el conocimiento y la tecnología son los elementos de mayor impacto para el desarrollo económico y social de los países, con las siguientes características5: 1) aceleración de la innovación científica y tecnológica 2) rapidez de los flujos de información en una nueva dimensión de espacio y tiempo 3) aumento del riesgo en la mayoría de los fenómenos, de la complejidad, de la no linealidad y de la circularidad. Así la importancia de la universidad es mayor hoy en día, como una generadora y trasmisora de conocimiento y como una empresa al servicio de las necesidades de formación y de desarrollo tecnológico dentro de una sociedad del conocimiento. La universidad hoy trasciende los espacios físicos y es prácticamente muy sencillo atender a clases a través de entornos virtuales en modalidades asincrónicas y sincrónicas. También es posible a diferencia de décadas pasadas asistir a la universidad en cualquier etapa de la vida profesional con los programas de formación continua y también hay una creciente demanda cultural de personas adultas mayores, algo impensable en épocas del pasado reciente. Es así que tenemos hoy en día una Universidad que se extiende a gran parte de la población a lo largo de toda la vida y de acceso en todo lugar, lo cual obliga a plantear nuevos objetivos y nuevas formas de funcionamiento que se alejan de lo que conocemos como estándar. La respuesta a este contexto Dada la situación de cambio que experimenta el mundo, se presenta algunas ideas de cambio que pueden dar respuesta adecuada a las demandas de la sociedad del conocimiento. a) Cambio del modelo educativo: Se debe ´pasar de un modelo de acumulación de conocimientos a uno fundamentado en la actitud permanente y activa hacia el aprendizaje. Donde el alumno es el agente activo del proceso de aprendizaje, que debe mantenerlo toda su vida. El profesor es un facilitador del aprendizaje que dirige y guía el proceso. b) Pasar de modelos basados en el conocimiento a modelos basados en las competencias. Siendo las competencias un conjunto de conocimientos, actitudes y actividades que le dan a la persona
5

Scott, P. (1996). University Governance and Management. An Analysis of the System and Institutional Level Changes in Western Europe, en P. Maassen y F. van Vught (eds): Inside Academia, Utrecht, de Tidjstroom.

la “competencia” para el ejercicio de una profesión o como dice Bunk (1994)6 que una persona tiene competencia ocupacional si tiene el conocimiento, las destrezas y las aptitudes necesarias para desenvolverse en una ocupación, si es capaz de resolver tareas independiente y flexiblemente, y si tiene la voluntad y la capacidad para desarrollar su esfera de trabajo dentro de la estructura organizativa en la que está inmerso. c) El modelo de evaluación también debe ser orientado a evaluar no solo los conocimiento sino la adquisición de las competencias y por lo tanto a la evaluación de los resultados del proceso de enseñanza aprendizaje. La cuestión es cómo modificar los métodos de enseñanza para poder trasmitir estos objetivos. Podemos usar métodos en los que el profesor actúa y el alumno responde (método reactivo) para las clases teóricas y prácticas incluso laboratorios con prácticas dirigidas para suministrar conocimientos y destrezas. Pero necesitamos métodos proactivos que permiten generar competencias metodológicas y sociales a través de seminarios, aprendizaje interactivo, técnicas de discusión y de presentaciones, técnicas para tomar decisiones, pasantías y prácticas en empresas. El principal objetivo pedagógico de las universidades debería ser la de una educación activa que desarrolle las potencialidades individuales y sociales que el alumno va a necesitar en el futuro. La calidad de la enseñanza se vuelve así el norte de las universidades sean de profesionalización o de investigación. Conclusiones El contexto para la educación superior universitaria ha cambiado producto de la sociedad del conocimiento, la globalización, la universalidad, etc. Esto exige a la universidad a ser mas abiertas a las demandas y exigencias de esta sociedad.. Hay necesidad de cambiar el paradigma educativo de un modelo basado en los conocimientos a otro basado en la formación integral de las personas. Saber hacer, saber pensar, saber aprender, saber comunicarse, saber sociabilizar, además de tener conocimientos y destrezas especificas a su entorno laboral. Este ambiente de cambio requerirá dela universidad una forma de organización más flexible que permita la formación a lo largo de toda la vida, la interacción entre los distintos programas y hacer más fácil el paso de la univ Bunk, G.P. (1994)-. Teaching Competences in Initial and Continuing Vocational Training in the Federal Republico of Germany, en Vocational Training European Journalk, 1, pp. 8 – 14.ersidad al mercado laboral.

6

Bunk, G.P. (1994)-. Teaching Competences in Initial and Continuing Vocational Training in the Federal Republico of Germany, en Vocational Training European Journalk, 1, pp. 8 – 14.

Bibliografía Bunk, G.P. (1994)-. Teaching Competences in Initial and Continuing Vocational Training in the Federal Republico of Germany, en Vocational Training European Journalk, 1, pp. 8 – 14. Drucker, Peter (1 Scott, P. (1996). University Governance and Management. An Analysis of the System and Institutional Level Changes in Western Europe, en P. Maassen y F. van Vught (eds): Inside Academia, Utrecht, de Tidjstroom.999) F. La Sociedad Postcapitalista. Editorila Norma. Ginés Mora, Jose (2004): La necesidad del cambio educativo para la sociedad del conocimiento. Revista Iberoamericana de educación. Mayo – agosto, número 035. Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación. La Ciencia y la Cultura (OEI). Madrid. España. Piscitelli, Alejandro (2005): Internet, la imprenta del siglo XXI, Cibercultura, Gedisa Editorial, barcelona, España. Scott, P. (1996). University Governance and Management. An Analysis of the System and Institutional Level Changes in Western Europe, en P. Maassen y F. van Vught (eds): Inside Academia, Utrecht, de Tidjstroom.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful