fõÇzÉ õ `uÉ~t

N OTICIARIO
D EL 19
AL

DE LA

C OMUNIDAD G LOBAL N DOWE
E DICIÓN D IGITAL

DE

G UINEA E CUATORIAL
R EDACCIÓN : sango.etombba.ndowe@gmail.com

30

DE

A BRIL

DE

2012

A ÑO 2

N ÚMERO 44

E JEMPLAR G RATUITO

Ante las dictaduras, la única salida es la opción de los Pueblos.
Por Bembwemmi be Ekolonjénétyé, Ciudad Vilangwa | 10 de Abril de 2012
Como lo venimos diciendo hace ya más de dos años, la única orma para obtener ayuda internacional para acabar con la tirania de Teodoro Obiang Nguema Mbasogo en Guinea Ecuatorial, es aquella opción que protagonicen los Pueblos del país. Aquí tienen después de Túnez, Egipto, Libia, a SIRIA. Cuando por fin optaron por la Resolución 2625 de la Asamblea General de las Naciones Unidas, apoyo internacional y el reconocimiento del DERECHO de libre deter-

sigan sus políticas tro­ gloditas de discrimina­ ción y exclusión a las demás etnias. Mientras tanto, el dic­ Lamentablemente en tador nos roba, asesina Guinea Ecuatorial, los y detiene a quien Ndowe llamamos a los quiere. Pueblos y los Fang no interesados a la resolu­ ción del coflicto en inte­ res de todos los Pueblos, prefieren es­ perar hasta que otro Fang llegue al poder y

minación de su pueblo, e incluso promesa financiera para que el Pueblo se organice militarmente y puedan echar al dictador Sirio.

¿Son separatistas los Ndowe?
«Gracias Luis Lucia por estas informaciones complementarias y necesarias al conocimiento de la verdad sobre la familia Evita. Me doy cuenta que me equivoqué en los apellidos de Gustavo Evita Endjo y no Upolo como lo había dicho. Es muy fácil denunciar la «vo­ luntad separatista» del pueblo Ndowe. Es la primera vez que en Guinea Ecuatorial leo un texto en el cual se condena el tribalismo y las ideas separa­ tistas contrarias al secesio­ nismo practicado por el Gobierno de la Nación y sus allegados. Llevamos 42 años gobernados por el mismo grupo étnico, que al parecer, siempre han tenido una sola idea preconcebida: «La desaparición de todos los pueblos de Gui­ nea Ecuatorial que no sean el Pueblo Fang». Tenemos un gobierno que no se preocupa lo más mínimo del porvenir de los demás grupos ajenos al Fang. ¿Dónde estaban hasta ahora todos aquellos que condenan la posición de D.Rafael Evita Ika, tildándole de separatista? Hasta hoy en día, ningún grupo de la oposición guineoe­ cuatoriana, ha denunciado la situación de las etnias diferen­ tes a la etnia Fang en Guinea Ecuatorial. Propuestas, a raudales habrán hecho por seguro, pero, nin­ guna ha tenido en cuenta cuanto sucede en los grupos que no son Fang y la discrimi­ nación que están sufriendo la mitad de los hijos de Guinea Ecuatorial. Todo está silen­ ciado, como si existiera un pacto para hacer desaparecer sufriendo, a cuantas etnias no sean Fang en Guinea Ecuato­ rial. En muy diversas ocasiones, he llegado a leer y con muchísima pena que en Guinea existen so­ lamente dos grupos étnicos: Los Bubis en la Isla de Bioko y los Fang en el continente. Esta afirmación recogidas en libros, periódicos del extranjero, no son más que unas maniobras orquestadas por las dos dicta­ duras sufridas en Guinea Ecuatorial hasta nuestros días, en aras a la fulminante des­ aparición de los demás grupos étnicos tales como: BISSIO, NDOWE, ANOBONES... O lo que es lo mismo a decir sencillamente NO EXISTEN. Eso es cuanto pretende airear el gobierno de nuestra Nación. En la ciudad de Bata, tierra de los Kombes, ya no existe un palmo de terreno alguno en su extrarradio y menos todavía cerca de la playa, que pertenezca a los Kom­ bes. Lo que no ha sido usur­ pado por la administración, éstos, ya se han encargado de cercar esos asentamien­ tos Ndowe de campamentos militares, a fin de demostrar su poderío militar con su agobiante presencia. El Ndowe ya no puede disfru­ tar de la tierra de sus ante­ pasados, al Ndowe, se le ha sacado incluso la palabra y la dignidad. Todos sus terre­ nos han sido arrebatados y se los han repartido entre los miembros del clan de Mongomo. A los propietarios Ndowe se les ha obligado a «malvender» los terrenos, puesto que no pue­ den construir rascacielos o in­ muebles que se adapten a las condiciones urbanísticas que se sacan de la manga sin ton ni son. Dado que el dinero del país lo ostentan ellos, los de Mongomo, para construir de acuerdo a sus normativas es necesario disponer de una can­ tidad de dinero tal , que hay que robar muchísimo y eso solo tienen acceso los afortu­ nados del clan gobernante, ex­ poliando las riquezas de la Nación, en particular, del Pue­

Por Ilômbé Embajada de EEUU en Malabo 7 de Febrero de 2011

blo Ndowe. Los Ndowe al no poder edificar de acuerdo con sus normativas urbanísticas, se han visto obli­ gados a deshacerse de sus Tie­ rras Ancestrales en Bata, a sabiendas del expolio y voraz atropello que son sometidos en contra de sus legítimos dere­ chos recogidos en la Carta Magna de los Derechos Huma­ nos. A pesar de su poderío económico, es lamentable ver las horrorosas edificaciones que llegan a construir, sin gracia ni valor estético-plástico alguno. De este modo han ido poco a poco apoderándose de todos los terreno de Bata y, ¿todavía tienen la caradura de tacharle a D. Rafael Evita Ika de tribalista? Pero si todo cuanto reclama es aquello que en justicia le pertenece.» ∎

2

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

E DITORIAL
Editorial

Los inalienables derechos naturales de los pueblos, esencia de su so­ beranía y base de la legitimidad política.
Por Autor1 Información complemetaria Fecha

Día a día Etombba e­a Ndo­ wéÿé­Partido del Pueblo Ndowe sigue construyendo y consolidando su compromiso de defender los intereses del Pueblo Ndowe y de nuestro País Ndowe. Antes de la colonización española, el Pueblo Ndowe seguía conservando su derecho a decidir su propia forma de gobierno, a aplicar sus propias leyes para educar a sus niños, manteniendo su propia identidad cultural sin injerencias. Ante el inmovilismo de los Fang que se hicieron con el poder y dominan Guinea Ecuatorial desde la proclamación de la independencia por obra y gracia de los españoles, el Pueblo Ndowe, sometido a una situación de esclavitud, sin derecho de ningún tipo, debe recuperar su derecho inherente a la libre determinación.

— El derecho de libertad, que garantiza el disfrute de todos los derechos (libertad de opinión, de pensamiento, de conciencia, de expresión...). — El derecho de igualdad, que supone que todos los ciudadanos gozan de las mismas condiciones para el disfrute de los derechos naturales. Y — El derecho de propiedad, que permite al ciudadano alcanzar la felicidad por medio de iguales oportunidades en el terreno económico. Hablando de derechos, recordemos que el fundamento de la legitimidad política son los derechos naturales. Tras su elección por la mayoría de los habitantes de los territorios españoles del Golfo de Guinea –con independencia de sus etnias– y la toma del poder como presidente de la República de Guinea Ecuatorial, Francisco Macias Nguema Biyogo, hizo una criminal y grave dejación de su responsabilidad, optando por ser presidente del Pueblo Fang, obviando al Pueblo Ndowe, al Pueblo Bissio, al

Legitimidad política
Un poder es legítimo cuando respeta los derechos naturales de los miembros de su comunidad. Estos derechos, inherentes al hombre y superiores a cualquier obligación política, son:

Pueblo Bubi o al Pueblo Ambo. A partir de entonces podemos decir que, automáticamente, pierde su legitimidad de cara a todos estos pueblos. Cuando Teodoro Obiang Nguema Mbasogo lleva a cabo su golpe de Estado, la primera razón que esgrimió fue la liberación del país de una sangrienta dictadura protagonizada por el caníbal de su tío, Macias Nguema Biyogo. En un principio, muchos ciudadanos no-fang tuvieron la esperanza de recuperar sus derechos y rehacer sus vidas con dignidad; solo por esta razón, aunque transitoriamente, se podía otorgar a este militar la confianza de reconducir la situación hasta los márgenes de la primera constitución de Guinea Ecuatorial, aquella que su tío el loco de Macias Nguema Biyogo había suspendido. Como todas las falacias, se vio de inmediato que lo que decía Obiang Nguema solo era una escusa de cara al exterior; por lo que la ciudadanía intuyó que lo que venía era más de lo mismo o quizás peor. Hoy por hoy todos sabemos

lo que hay. La tentación era demasiado fuerte: La soberanía de cada uno de los pueblos pertenecientes al arco social de Guinea Ecuatorial fue secuestrada por el cleptócrata dictador Obiang Nguema, aficionado al robo y a la corrupción en todos los niveles del Estado y de la sociedad. Lejos quedan aquellas promesas del día siguiente del golpe de Estado.

Recuperación de la soberanía del Pueblo Ndowe
Por esta razón, el Pueblo Ndowe tiene la intención de ejercer su plena soberanía en su territorio siguiendo las huellas de nuestros ancestros cuando llegaron a las costas atlánticas hacen 7 siglos. Las huellas de nuestros antepasados están permanentemente grabadas sobre la tierra de nuestro pueblo. Con la recuperación de nuestra soberanía, el Pueblo Ndowe gozaría plenamente de sus derechos como pueblo y, por tanto, se terminarían las discriminaciones de todo tipo en todos los sectores del país;

se terminaría la exclusión en el reparto de la riqueza de todos, gran parte de la cual se extrae en nuestros territorios; se terminaría la asimilación forzada a integrarse en la etnia fang; y se terminaría el genocidio programado contra el Pueblo Ndowe. Con la recuperación de nuestra soberanía, el Pueblo Ndowe gozaría de los derechos inalienables a sus tierras y territorios, a todos sus recursos, suelo y subsuelo, y a sus aguas; adquiriendo así una continua responsabilidad de pasarlos a las futuras generaciones ndowe en óptimas condiciones. Recordemos que los derechos inalienables no pueden ser legítimamente negados a una persona, sino que además, la propia persona no puede renunciar a ellos. Solamente debemos apoyar a Etombba e­a Ndowéÿé­ Partido del Pueblo Ndowe para que, a través de la defensa de los intereses del Pueblo Ndowe, consigamos recuperar lo que por derecho nos pertenece: Nuestra soberanía en nuestro País. █

«Etombba e­a Ndowéÿé ­Partido del Pueblo Ndowe, resultó del resurgimiento democrático del nacionalismo Ndowe. Por ello definir culturalmente nuestra Nación ha de ser forzosamente primero identificar y segundo, establecer su dimensión política. Nuestra convicción democrática nos hace afir­ mar que a una Nación la define la voluntad de sus ciudadanos y en consecuencia no hay razón alguna que limite a ese pueblo su dere­ cho a decidir libremente su futuro.

Es necesario que aprendamos del pasado, pero sin dejarnos determinar por él, porque solo así, podremos legitimar nuestros actos en el presente y el futuro estará abierto a nuestra libre decisión. Desde los Reyes Ndowe Vilangwa vi­a Metyèba, Ugandda u­a Ndèlo y el Pueblo Ndowe, nuestra organización ha nacido como una herra­ mienta al servicio de un proyecto político de la Nación Ndowe.»
(Rafael Evita Ika, Presidente de Etombba e­a Ndowéÿé ­Partido del Pueblo Ndowe)

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

3

D OSSIER
DOSSIER: La hoja de ruta secreta de los Fang (3 de 10) Rafael Evita Ika DENUNCIA

Un macabro plan de exterminio contra el Pue­ blo Ndowe en Guinea Ecuatorial.
Fase III
Cronología:
Desde el año 1972 hasta el año 1975. una profesión. El mismo Fang que fuera acogido por familias NDOWE educado y enseñado una profesión, aquel que hubo vivido con los NDOWE, tras la llamada de Macías a los fang para que tomasen y ocuparan todo lo que de los NDOWE, era el cobarde que escondido indicaba a los brutos recién traídos de los bosque las propiedades del que fuera su jefe NDOWE, para que los hermanos Fang destrozasen todo, mientras él oculto miraba y disfrutaba viendo cómo eran golpeados en muchos casos hasta la muerte su jefe que le dio cobijo, y trató como a un hijo más en sus propiedades. Se violaba a la mujer e hijas y las posesiones del NDOWE fueron saqueadas por los hermanos llegados de los bosques. Con ello se inicia el cierre de las actividades autónomas profesionales y perdimos todo. Seguido y sin razón ni explicación el gobierno precedió a la expulsión de todos los NDOWE del ejército y Fuerzas de Seguridad del Estado, en muchos casos tras detenciones arbitrarias, porque para el régimen dictatorial, no era aconsejable que los NDOWE tuvieran acceso a las armas. A continuación, se procedió a expulsar de las administraciones públicas a todos los muy cualificados NDOWE que llevaban años realizando la función administrativa en el territorio NDOWE de la España colonial y funcionaba a la perfección, porque el régimen dictatorial obliga a hablar Fang al personal administrativo, y los NDOWE no hablan Fang porque tienen su propia lengua, y el idioma oficial del país era el español. En todos aquellos puestos de la administración del Estado, personas Fang que no tenía idea de lo que trataba el tema fueron colocadas. Ello trajo el la corrupción, el implante era una invención española y que el dinero y los bienes del Estado se hacían solos; provocaron con su irresponsabilidad que las arcas del Estado se vaciaran. En el periodo comprendido entre Marzo 1969 a 1970, fueron tales los abusos que no quedó un céntimo para pagar a los funcionarios y militares; recurrió Macías a la madre patria, y Madrid exigió a su vez unas condiciones para aportar unos fondos prometidos a la nueva Nación. La reacción del esquizofrénico Francisco Macías asesorado por los brutos fang que se trajo del país Fang empeoró la situación, porque España no soltó prenda. Macías enfurecido reacciona acusando a España de injerencia en asuntos internos de Guinea Ecuatorial y expulsa del país a España y a los españoles. Tras la expulsión de España de Guinea Ecuatorial las grandes empresas españolas tales como Comercial Frapejo S. A. Amilivia, Mora y Mallo, Escuder y Gallana, Alena, Sumco, etc., delegaron la administración de sus empresas y bienes a los NDOWE, quienes mejor preparados estaban porque habían trabajado siempre con ellos y conocían a la perfección el manejo de la actividad comercial de dichas empresas. La secreta y loca intención de imponer el dominio absoluto de la etnia Fang y apartar a los NDOWE de toda actividad profesional, generó tal persecución y acoso que terminó el gobierno imponiendo multas multimillonarias a dichas empresas, sin calcular las consecuencias. Al no encontrar los NDOWE una justificación a dichas multas, se negaron a hacerlas efectivas y eso generó detenciones arbitrarias algunos delegados comerciales NDOWE, y se despidió a todos los NDOWE de las direcciones de dichas empresas. Seguido, se nacionalizaron las empresas convirtiéndolas en un nido de ladrones que llamaron “ESTATAL”, personas fang sin idea de administración y comercio fueron colocadas en la dirección y administración y las consecuencias fueron nefastas, puesto que el Cacao de Guinea Ecuatorial pasó de ser calificado el mejor del mundo a calidad “basura”; todas las empresas hicieron quiebra y el Estado pasó de ingresar la suculenta cifra producida por la venta de 40 mil toneladas de Cacao al año, a la chistosa cifra que producía la venta de sólo 6,000 toneladas de “Cacao basura. La prueba del caos y la necesidad de liquidez se ven en Enero de 1973 que el gobierno aprovechando el asesinato “Amilcar Cabral”, Macías ordena el asalto y saqueo de las propiedades portuguesas en Guinea Ecuatorial pensando el fantoche, que encontraría dinero que robar. Hacia 1975 el régimen arremete contra los maestros NDOWE, grupo mayoritario en ese gremio en el país, por haber vivido más tiempo con los españoles antes de que España tomase posesión del país Fang. Los acusan de impartir educación colonialista olvidándose de

Acción criminal: ELIMINACIÓN FÍSICA DE PROFESIONALES NDOWE
Esta fase IiI consistió en apartar a las personas profesionales NDOWE de sus actividades profesionales. Esta fase fue la expresión viva del odio y venganza motivada por el complejo de inferioridad desarrollado por los Fang frente a los NDOWE. Las peores víctimas NDOWE fueron los que habían sido sus maestros, educadores porque sufrieron el peor ensañamiento Fang, y aquellos NDOWE que habían sido sus jefes y que les habían dado cobijo y trabajo cuando llegaron al país NDOWE. Cuando finalmente y gracias a la dominación colonial española pudieron por fin los fang entrar sin problema al país NDOWE, se encontraron con grandes ciudades bien estructuradas. España utilizó a maestros NDOWE para educar a los Fang en el interior, mientras aquellos que llegaron a los centros urbanos NDOWE pudieron permanecer porque los NDOWE que entonces ya eran grandes profesionales, Maestros, Albañiles, Carpinteros, Ebanistas, Fontaneros, Dibujantes, Pintores, Médicos, Abogados, Periodistas, Curas, etc, gozaban de grandes dosis de bienestar social en sus territorios. Los NDOWE acogimos en nuestras familias a los fang desde que llegaran a nuestra tierra, les educamos y enseñamos

del “muadjangnismo”, los abusos el amiguismo y en definitiva, el caos se había instalado en todos los estamentos del Estado, porque había proliferado el robo y la apropiación indebida de los bienes del Estado. Solo por llevar un sucio uniforme del ejército, una camisa de color verde de las milicias de Macías o ser fang, nadie paga nada a los NDOWE, decir: “Mene muan fang”, o simplemente por llevar un retrato del chalado Francisco Macías Nguema daba derecho a apropiarse indebidamente de lo ajeno, para permanentemente privar al dueño de su bien. Había triunfado el ultra nacionalismo Fang y eso significaba derecho a robar con impunidad a los NDOWE. Aquellos insensatos con el mismo Macías al frente se creían que la administración

(Continúa en la página 4)

4

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

D OSSIER
UN MACABRO PLAN DE EXTERMINIO CONTRA EL PUEBLO NDOWE EN GUINEA ECUATORIAL. (Viene de la página 3)
que Guinea Ecuatorial no tenía un sistema educativo propio, y expulsan casi a todos de la enseñanza. Aparecen los cubanos y rusos y poco después, a las escuelas llegan los fanáticos del movimiento político fang del régimen, y en vez de impartir clases de Matemáticas, Ciencias, Religión etc., se imparten clases de espíritu revolucionario anti-colonialista, sus consiguientes condenas y se prohibe hablar español, leer revistas o prensa extranjera. Aupado por la gran masa del movimiento político Fang, lo convierten al payaso de Francisco Macías en líder de acero, cuando ni idea tenía de lo que defendía; honorable gran Camarada, cuando la palabra honor no le sonaba, ni se fiaba de su propia sombra desde que pillara a un español con su mujer; padre de la revolución de Guinea Ecuatorial, cuando era una autentica gallina y no tenía ni idea de lo que es una revolución; gran maestro de Educación y Ciencia, cuando ni estudios elementales tenía; general mayor de las fuerzas Amadas nacionales, cuando desconocía las señas básicas del código militar, ni había desarrollado un milímetro el concepto de Estado. El único título acertado que le concedieron los ultra-nacionalista fang, fue el de “ÚNICO MILAGRO DE GUINEA ECUATORIAL.” Efectivamente y acertado para los fang, porque Macías hizo el imposible milagro de situarlos como dueños absolutos de una Guinea Ecuatorial que pertenecía también a Bubis, Ambo, Bissió y NDOWE. Cualquier tipo de actividad comercial que intentase realizar una persona NDOWE, era susceptible de ataques y abusos, llevando la situación al extremo de exigir licencias comerciales que nunca se otorgaban a los NDOWE. Con ello, se hicieron detener personas y familias enteras NDOWE que ahogadas por la necesidad, sin las pertinentes licencias trataron de vender simples buñuelos, Yuca en el mercado, o delante de sus puertas. Los profesionales albañiles, carpinteros, electricistas, mecánicos NDOWE estaban obligados a trabajar gratuitamente para el Estado, así como para cualquier fang mientras sus hijos morían de hambre. Cualquier negativa suponía una detención arbitraria, y acusación de actitud grave antirevolucionaria, que en muchas veces ocasiones terminaba en desapariciones de personas NDOWE. Todas aquellas arbitrariedades y la imposibilidad de trabajar en la Guinea Ecuatorial Fang, se vieron Los NDOWE obligados a retornar a sus aldeas y pueblos junto al mar a lo largo de la costa de Rio Muni, donde la providencia de la naturaleza proveía, ya que dedicándose a la pesca artesanal podían mantener a sus respectivas familias. Sin embargo, no cesó el acoso, pues el régimen se las ingenió y asentó destacamentos militares en todos los Pueblos NDOWE y los militares fang sin cobrar del gobierno, esperaban a los pescadores NDOWE en las playas de sus pueblos, para en el nombre de la revolución, robar y confiscar el pescado que habían conseguido los NDOWE para nutrir a sus familias. Apuntaremos algunos ejemplos muy relevantes de personas NDOWE imposibilitados de realizar cualquier tipo de actividad profesional: 1.- D. Gustavo Udjilo: Pescador, fue interceptado en la playa cuando llegaba de pescar por un grupo de militares fang que lo esperaban. Trataron robar su pescado y se resistió a ello. Fue ejecutado a bocajarro, su cuerpo sin vida colocado en su Cayuco y empujado mar a dentro. La providencia devolvió su Cayuco con su cuerpo a tierra. Este presentaba un orificio de arma de fuego en la nuca. 2.-D. Mbula a Enoy: Contable, Delegado Gerente de la firma española “Amilivia”, detenido arbitrariamente, encarcelado 2 años sin juicio por negarse a pagar la multa impuesta arbitrariamente a la empresa Amilivia. En su lugar se colocó a un Fang. Después quebró la empresa. 3.-D. Juan Roku Marembo: Alto funcionario de la Administración del Estado. Por hablar muy bien el español y desempeñar a la perfección sus funciones administrativas, fue detenido y encarcelado, posteriormente ejecutado en las mazmorras de la cárcel. 4.- Eleuterio Edjeka: Ebanista, le hicieron la vida imposible no pagando por los trabajos realizados. Ante su negativa a trabajar gratis, los Fang desmantelaron su taller y se llevaron su maquinaria de trabajo. 5.-Festival Mboka-Mboka (Grupo musical NDOWE), Detenidos múltiples veces todos sus miembros por las milicias fang en marcha con Macías, golpeados tantas veces, por cantar en NDOWE y no en Fang. Fue tanta la persecución y represión que dejaron la música) 6.-Comisario Mbula a Mokeba: Comisario de Policía. Apartado de su profesión solo por ser NDOWE. 7.- Doña Gertrudis Eposi Ubole: Comerciante, detenida y asesinada por defender lo suyo. 8.-Belinga bya Iyanga: Militar de carrera, uno de los mejores de su promoción. Expulsado del ejército por ser NDOWE. 9.-Mocache: Mecánico de automóviles. A este NDOWE, se le detuvo y obligó a trabajar sin sueldo durante años en el parque móvil de la Presidencia, solo porque su hermano fue detenido y ejecutado públicamente por negarse a entregar un automóvil a los delincuentes milicianos en marcha con Macías. 10.-D. Jorge Ekoka a Disemba: Albañil, acostumbrando a plantar cara a los abusos de los militares y milicianos fang. Desapareció súbitamente en 1975 hasta nuestros días. Se sospecha que fue asesinado por los militares. Así ocurrió en todos los sectores profesionales, laborales y de la productividad. Desligándose el Gobierno en su obligación de proteger a todos los ciudadanos, arrebató en su propia tierra a los NDOWE el derecho a trabajar e incitó sin embargo, la sistemática violación de cada uno de todos los derechos fundamentes de las personas del Pueblo NDOWE, cometiendo con ello, todos y cada uno de los crímenes considerados de lesa humanidad contra nuestro Pueblo. ∎

En el próximo número 45 de Sàngo à Mboka:

DOSSIER: «La hoja de ruta secreta de los Fang» (4 de 10) Rafael Evita Ika DENUNCIA

Un macabro plan de exterminio contra el Pueblo Ndowe en Guinea Ecuatorial.
Acción criminal: IMPLANTACIÓN FORZOSA DE CAMPAMENTOS MILITARES FANG DE REPRESIÓN EN NÚCLEOS POBLACIONALES NDOWE, PARA GARANTIZAR LOS ASENTAMIENTOS FANG EN TERRITORIO NDOWE

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

5

A NÁLISIS SOCIAL

Etnobiología y el proceso de empoderamiento de los pueblos tradicionales
Por Eraldo Medeiros Costa­Neto Universidade Estadual de Feira de Santana Bahia, Brasil

Empoderamiento es un pro­ ceso por el cual las personas, organizaciones, comunida­ des y otros asumen el control de sus vidas, toman concien­ cia de sus competencias y ha­ bilidades para administrar sus destinos. Esa conciencia ultrapasa la iniciativa individual de superación de una determinada realidad particular, pero también posibilita el nivel colectivo, permitiendo la superación de la dependencia social y la dominación política (Pereira 2006). El concepto de empodera­ miento tuvo su inicio en los Estados Unidos durante la década de los 70’s con los mo­ vimientos de derechos civiles y como forma de valorización de la población afroameri­ cana y conquista de la ciuda­ danía plena, siendo más adelante utilizado también por el movimiento de libera­ ción de las mujeres. Alrededor de 1990, el empo­ deramiento se ha convertido en un concepto central en el discurso y en la práctica del desarrollo. Dicho término es muy complejo, ya que no tiene una definición sencilla y está abierto a muchas interpretaciones (Oakley & Clayton 2003). Las áreas en las cuales la metodología del empoderamiento ha sido aplicada son muy variadas: Minorías étnicas, mujeres, migrantes, víctimas de violencia y abusos, promoción de derechos y ciudadanía, desarrollo sustentable e intervención comunitaria,

entre otros. El movimiento de empoderamiento sufrió influencias de factores históricos que hicieron (por formaron) parte de un proceso de emancipación de los individuos y grupos sociales. Entre ellos, podemos citar la idea de «li­ beración del oprimido» creada por Paulo Freire. En su obra Pedagogía del Oprimido, él defiende un tipo de educación que da énfasis al aprendizaje con una obra de cultura y libertad, donde el educador y el educando aprenden a través de un proceso interactivo. Según Freire (1983), la persona, grupo o institución empode­ rada es aquella que realiza por sí misma los cambios y acciones que le permiten evo­ lucionar y fortalecerse. Empoderamiento puede ser comprendido como la noción freiriana de conquista de la libertad por personas, hasta el momento subordinadas a una posición de dependencia. Asimismo, Freire crea una conceptualización de empoderamiento en el contexto de la filosofía y la educación, como un movimiento que ocurre de dentro hacia fuera del sujeto por la conquista, individual o colectivo (Valoura 2006). Para Schiavo & Moreira (2005) se formulan los cambios deseados y se generan las condiciones para realizarlas mediante la obtención de información adecuada, reflexión y toma de conciencia de su condición actual.

El empoderamiento no es una simple construcción de habilidades y competencias; es mucho más que eso; es adquirido mediante un proceso de educación y sobre todo dentro de lo cotidiano y vivido en áreas rurales, donde aún hoy en día es posible identificar que hay dificultades de acceso a la educación formal. En ese sentido, se tiene el espacio no formal de las acciones educativas, aquellas ejercidas fuera de las escuelas del sistema oficial de enseñanza y que se aplica en espacios que reflejen la voz de las comunidades (p.e. asociaciones, cooperativas, sindicatos, iglesias y otros), donde la oralidad, a través del diálogo, favorece el aprendizaje de diferentes lenguajes y significados de las palabras. El proceso de empodera­ miento debe considerar que no todos los grupos hu­ manos comparten los mis­ mos valores intrínsecos de la naturaleza, lo que es es­ pecialmente verdadero para aquellos que tienen intereses, poder y/o recur­ sos para actuar contra de­ terminados principios. Esa interpretación social ha llevado a un entendimiento de desarrollo sostenido como el resultado de negociación política y social y procesos de aprendizaje entre los principales actores involucrados (Rist & DahdoughGuebas 2006). Considerándose, entonces,

que los seres humanos hemos construido interacciones fragmentadas y limitadas con la naturaleza y así desarrollamos diferentes formas de conocimiento y creencias, el principal objetivo de las etnociencias es entender cómo el universo es percibido, identificado y comprendido por los diversos grupos humanos; siendo todo esto un reflejo de cómo nombran y ordenan los elementos de su ambiente en sistemas de clasificación (Turbay 2002). Más precisamente, las etnociencias se refieren al conjunto de conceptos, presupuestos y teorías que son únicos para cada grupo cultural particular del mundo (Rist & Dahdough-Guebas 2006). Según estos autores, la etnoecología, por ejemplo, provee una herramienta conceptual para un entendimiento más amplio de los escenarios, actores, formas de conocimiento y las bases epistemológicas y ontológicas correspondientes que deben ser consideradas en la búsqueda del manejo de los recursos naturales de un modo más sustentable. Pero es importante enfatizar que la relevancia práctica de la etnoecología para el manejo sustentable del recurso consiste en distinguir formas específicas de organización social que sean compatibles con los principios sociales subordinados al desarrollo sustentable, como las reglas de acceso, distribución y uso

de los recursos naturales de acuerdo con la propia comunidad, considerando contextos de cambio y necesidades en la perspectiva de un raciocinio adaptativo y orientado al aprendizaje. Es importante llamar la atención de que ninguna población es inmune a los cambios, permaneciendo intacta cuando todo el ambiente a su alrededor se altera. Por ello, se torna imperativo en proveer a las poblaciones tradicionales con las estructuras político-económicas necesarias para que busquen por ellas mismas, a su manera, un proceso de empoderamiento que les permita sobrevivir materialmente y simbólicamente en las tierras que han vivido desde tiempos ancestrales. La etnobiología, teniendo como objetivo central el estudio de las formas alternativas y marginales de conocimientos y prácticas correspondientes, quiebra el monopolio epistemológico impuesto por la ciencia moderna (Posey 1986). Además de ello, por mostrar los diferentes modos en los cuales el conocimiento está organizado en todo grupo humano, la etnobiología ofrece un tipo de relativismo en base al cual es posible reconocer otros modos de apropiación de la naturaleza, no necesariamente basados en el racionalismo y pragmatismo de la ciencia dominante. ∎

Hablando en nombre y representación del Pueblo Ndowe, Rafael Evita Ika afirmó contundentemente que «Un fideicomiso de Naciones (Fang, Bubi, Ndowe, Annobonés, Bissio y Fernandinos) en forma de Estado único, fue creado con el nom­ bre ‘Republica de Guinea Ecuatorial.’» (‘Sàngo à
Mboka’ nº 4 del 11 de Septiembre de 2010)

Y tiene razón: Es una falacia decir que Guinea Ecuatorial pertenece a los Fang. Cualquier

ciudadano ndowe, bissio, bubi, ambo o fer­ nandino es tan dueño de Guinea Ecuatorial como un Fang. Los políticos fang han mentido a su pueblo y es su responsabilidad decirles la verdad; por­ que si las cosas no cambian, abandonaremos Guinea Ecuatorial y recuperamos nuestros Te­ rritorios Ancestrales.

6

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

C RÓNICA JUDICIAL

Un juez de EEUU pide nuevas pruebas contra 'Teodorín' y Malabo lo interpreta como un re­ chazo de la acusación
Fuente: EUROPAPRESS Madrid 17 de Abril de 2012

Un juez federal de California ha dado un plazo de 60 días a los fiscales para que aporten nuevas pruebas contra el primogénito del presidente ecuatoguineano Teodoro Obiang Nguema, Teodoro Nguema Obiang Mangue (popularmente conocido como 'Teodorín'), al que acusan de haberse apropiado ilegalmente de millones de dólares procedentes del Estado. El Gobierno de Malabo se ha hecho eco de esta noticia, aunque la ha interpretado como un rechazo de las acusaciones por parte del juez. Concretamente, el juez George H. Wu anunció la semana pasada su intención de sobreseer la petición de

los fiscales para que se decomisaran los bienes pertenecientes a Teodoro Nguema Obiang Mangué (actual ministro de Agricultura y Bosques). No obstante, el magistrado ha autorizado a los acusadores a modificar su demanda y, según el Departamento de Justicia estadounidense, ha concedido un plazo de 60 días a los fiscales con ese fin. En otros casos similares de confiscación de bienes, las demandas han sido rechazadas en un primer momento para ser más tarde modificadas y presentadas ante los tribunales, tal como ha recordado la agencia Reuters. Los abogados de 'Teodorín' habían pedido que se sobre-

seyese la denuncia argumentando que los fiscales no habían aportado suficientes pruebas que demostrasen que el ministro y primogénito de Obiang había ganado grandes cantidades de dinero mediante una concesión para la venta de madera en su país y que sus activos en Estados Unidos habían sido adquiridos mediante blanqueo de dinero, extorsión, desvio de fondos o malversación. En respuesta, el juez Wu ha anunciado su intención inicial de rechazar la demanda, pero concediendo un plazo hasta el 11 de junio para que los fiscales presenten una nueva demanda corregida, que deberá registrarse ante

el Tribunal Federal de Los sido adquiridas con fondos ilegales». Ángeles, en California. El argumento del juez, según LA INTERPRETACIÓN DEL el comunicado, es que, «por GOBIERNO el momento, se carece de En su página de Internet, el datos suficientes para demos­ Gobierno de Guinea Ecuato- trar que estos bienes se han rial se ha hecho eco de esta adquirido a través de lavado información mediante un de dinero, extorsión, apropia­ comunicado titulado «Un ción indebida o malversación juez de Estados Unidos des­ de fondos públicos, tal y como carta la acusación de los fis­ indica la acusación». ∎ cales contra Teodoro Nguema Obiang Mangue por falta de pruebas». En el texto del comunicado, el Gobierno matiza el titular afirmando que el juez «ha solicitado a los fiscales del caso que aporten más prue­ bas para demostrar que las posesiones de Teodoro Nguema Obiang Mangue han

Estos señores hacen mal en interpretar las decisiones de este juez en este sentido. Debe­ rían ser más realistas y darse cuenta de que el péndulo está vol­ viendo. Tiempo al tiempo.

Grupos minoritarios y pueblos indígenas bajo amenaza
Fuente: Minority Rights Group International 17 de Abril de 2012

Colonialismo y descolo­ nización
Para mantener el control sobre la población y los recursos de África, las administraciones coloniales a menudo empleaban tácticas de «divide y vencerás». Esto provocó la concesión de privile­ gios a personas y pueblos enteros en detrimento de otras personas y del bienestar general. Hoy en día continúan las tensiones étnicas y religiosas fomentadas o creadas por los gobernantes coloniales en muchas partes del continente, cuyo caso más conocido quizá sea las tensiones entre Hutus y Tutsis en Ruanda y Burundi que han desencadenado ciclos de violencia en masa de varias décadas de duración en la era postcolonial. La mayoría de países africanos ganaron la lucha por la independencia en la década de 1950, aunque en Rodesia (hoy Zimbabue) y Sudáfrica continuaron los regímenes racistas y con domi-

nio blanco hasta 1980 y 1994, respectivamente. En la mayor parte del continente, la liberación del dominio colonial dio paso a las mismas tácticas de «di­ vidir y vencer» y de corrupción por parte de los nuevos dirigentes de África. A medida que las élites políticas conseguían favoritismo para los miembros de su tribu y reprimían las protestas, surgieron los conflictos. Las potencias de la Guerra Fría alimentaron estos conflictos y llevaron a cabo guerras paragubernamentales con los organismos africanos.

Grupos minoritarios y pueblos indígenas bajo amenaza
Incluso después del final de la Guerra Fría, la mayoría de los países africanos estaban asolados por gobiernos inadecuados, corrupción y pobreza. Para la mayoría la riqueza de recursos como el petróleo, la madera y los diamantes sólo había enrique-

cido a las élites y la lucha por su control ha desencadenado muchos conflictos, como por ejemplo en Angola, Sudán y la República Democrática del Congo, donde las élites han ape­ lado a la lealtad tribal y reli­ giosa para ganar apoyos en sus batallas. El continente sufre la pandemia del VIH/SIDA, la malaria y otras crisis sanitarias, mientras que gran parte de la población aún no tiene acceso a instalaciones sanitarias, agua potable y oportunidades de educación y empleo. A medida que los africanos se han ido enfrentando a nuevos retos, desde el aumento de competencia económica global al agravamiento de la sequía a causa del calentamiento global, sus gobiernos a menudo les han fallado. Algunos gobiernos han fracasado completamente en imponer la autoridad como Estado, como en Somalia y grandes regiones de la República Democrática del Congo.

[…] La noción de «minorías» en África puede ser complicada, ya que a menudo la población de un país entero se compone de minorías numéricas; Zambia, por ejemplo, se compone de 70 grupos etnolingüísticos, ninguno de los cuales constituye una mayoría. En Burundi, los Hutu se sienten marginados porque a menudo han vivido bajo regímenes dominados por los Tutsi, que llevaron a cabo masacres de Hutu. En cambio, en Ruanda, los Tutsi se consideran también vulnerables a la dominación Hutu de violencia en masa, una amenaza que atestigua el genocidio de Ruanda de 1994. Algunas minorías africanas son reacias a ser consideradas como tales porque la etiqueta está claramente asociada con la marginación. El movimiento de los derechos de las minorías, sin embargo, pretende acabar con esta marginación mediante el apoyo a la

igualdad, la participación y la emancipación de grupos no dominantes. El Grupo pro Dere­ chos de las Minorías (MRG) trabaja con minorías marginadas que se dedican al pastoreo en África oriental y pueblos indígenas de la región de los Grandes Lagos. Uno de los principales problemas de muchas mino­ rías son los derechos territoria­ les. Las minorías no dominantes en África a me­ nudo son expulsadas de sus te­ rritorios ancestrales para dejar paso a construcciones tu­ rísticas o comerciales que ex­ plotan los recursos naturales, como los bosques o las minas de piedras preciosas. MRG trata de dar apoyo a las minorías a través de su programa de asesoría jurídica y su campaña Trouble in Paradise (Problemas en el Paraíso), para acercar estos problemas a un mayor número de personas. ∎

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

7

P ERSONAJES H ISTÓRICOS N DOWE Los gigantes ilustres Ndowe de Guinea Ecuatorial. Política y Enseñanza.
D. Rafael Mambo­Matala Upiñalo, «Malònga ma­a Màmbo»
(1928 ­ 1977)
a lo largo de su vida, pudo reivindicar su pertenencia a tres clanes diferentes, pero esenciales en la composición de la estirpe (o tribu) ndowe de Mogàndda. Estos clanes son: — El importante clan Bondòbo conocido por su fuerza de carácter entre los Mogàndda y su valentía en las batallas, además de su inquebrantable lealtad; — El clan Bosòsso conocido por la inteligencia de sus miembros, que siempre han sido buenos profesionales liberales, excelentes maestros y buenos administradores; y finalmente, — El clan Boràbotta, cuyos miembros se caracterizan por ser muy prácticos, dados a demostrar o hacer efectivas las cosas, dejando de lado las teorías. De Don Rafael Mambo-Matala Upiñalo, Malònga ma­a Màmbo se decía que era «sangre del clan Bosòsso que nació en medio de un hogar de buena cuna del clan Bondòbo; y que conservaba legítimamente in­ tactos sus derechos en el clan Bo­ ràbotta.» Era un verdadero caso excepcional de cruce de clanes en una misma persona dentro de la sociocultura ndowe. Persona muy responsable y consciente de la importancia de la formación en el futuro, como se decía a lo largo y ancho de Ikùmé Mbôngó, el País Ndowe, el señor Ekopèle se obstinó en que su hijo se formara lo más exquisitamente posible. Por esta razón, tras haber seguido un curso escolar acorde a su edad la continuación lógica de sus estudios significaba su ingreso en la Escuela Superior Indígena. Sin embargo, existía un problema: El ingreso en esta escuela requería tener un año más de los que tenía Malònga ma­a Màmbo, que debido a su precocidad y facilidad en el aprendizaje, había terminado dicho ciclo de estudios con un año menos que sus compañeros. La solución que encontraron sus progenitores y profesores para que no perdiera un año sin hacer nada fue cambiar su fecha de nacimiento, añadiéndole un año más, para así poder ingresar en la Escuela Superior Indígena. D. Rafael Mambo-Matala Upiñalo, Malònga ma­a Màmbo estudió en la Escuela Superior Indígena y se graduó en el año 1948, como Maestro Diplomado de Primera Enseñanza siendo el primero de su promoción, con nota «A» correspondiente a la calificación excelente. A esta promoción pertenecen ilustres personajes como Don Bruno Etingue (Etìngwé e­a Etìngwé nà Mesùka), Doña María Cristina Dyombe Dyangani (Tyelle à Jombbe nà Ji­a Nganni) y Don Fernando Luis Maguga (Ma­ gugga ma­a ...). Es importante recordar también a personalidades relevantes de la promoción anterior a esta; como Monyòngo u­a Ma­ kayyi (Doña Anastasia), Eÿoma e­a Monôkó (Don Patricio), Ilàpo ji­a Ràmbbé (Don Mateo), Njôku nà Maweddo (Don José), Kuba à Ma­a Evìla (Don Estanislao) y Ebumma e­ a Ejàbwa nà Majangga (Don Mi­ guel Santos). Debido a su excelente expediente, Don Rafael Mambo-Matala Upiñalo, Malònga ma­a Màmbo, es llamado a ingresar en el Cuerpo de Funcionarios de la Administración Colonial Española en el año 1949. Hacia esa misma época, en 1950, a los 22 años, contrajo matrimonio canónico con Doña Carmen Esua Melango (Ekotto e­a Esùwa), que hasta entonces era alumna interna del colegio de las monjas. Recordemos que en este mismo año 1950 tuvo lugar la Cumbre Hispano-Ndowe, en la que el Monarca Ndowe Don Santiago Ugandda Ndèlo (Tàtta Bombàndo) dejó claro a los colonos españoles que solo se podía hablar de independencia considerando a todos los pueblos africanos de los Territorios Españoles del Golfo de Guinea, al margen de su desarrollo político. El Gobernador Español auguró al Monarca Ndowe que él «y sus playeros verán cómo los salvajes Pamues van a destruir este próspero país». Consciente de esta advertencia, Don Santiago Ugandda Ndèlo se preocupó por enviar un comunicado secreto a los Maestros y Enseñantes ndowe en todo Ikùmé Mbôngó (país Ndowe), para que hicieran todo lo posible para llevar el saber a los fang con el objetivo de demostrar a los españoles su error de juicio. La actitud ndowe, de exigir la independencia para todas las etnias africanas, había molestado a la Administración colonial española, lo que provocó contra ellos actitudes de represión. Al nivel laboral, Malònga ma­a Màmbo era muy diligente en su trabajo y cumplía con su deber sin ninguna dificultad. Sin embargo, observó que sus compañeros recibían un trato vejatorio por parte de los responsables españoles de Educación en la Administración Colonial. Poco dado a soportar tal situación, cuando le tocó a él, Ma­ lònga ma­a Màmbo se encaró contra uno de estos responsables coloniales españoles. Ante la falta de motivos para expedientarle, debido a que evidentemente tenía razón, los responsables coloniales españoles optaron por castigarle trasladándole de la Inspección de Enseñanza de Santa Isabel (actualmente Malabo) a la totalmente incomunicada por carretera escuela de Ureka, cerca de Moka en el País Bubi. Así le alejaban lo máximo posible del centro de poder; evitando así que volviera a ponerles en evidencia. En el año 1951 nace la primera hija de Malònga ma­a Màmbo y Ekotto e­ a Esùwa a quien llamaron Megàlo me­a Màmbo nà Ekotto. Al año siguiente continuó su «destierro», esta vez en el poblado fang de Ayene (del clan Obuk) en Akurenam, en el extremo sureste del País Fang. Así comienza su periplo por este territorio extranjero para él, siempre «con el compromiso de lle­ var el saber a nuestros hermanos fang», como decía él siguiendo la recomendación del Rey Ugandda. El periplo por tierras fang le llevó a otros destinos como: Nkuefulan, Okong, Bidjabidjan, Añinsork, etc., donde observó la enorme miseria y falta de higiene que sufrían los niños fang. Ante tanta miseria, Malònga ma­a Màmbo acogió a varios niños fang (Esteban Bevoro, Mabiam, y Agapito) en su casa, inculcándoles buena educación, higiene y urbanismo, además de alfabetizarles y hacerles seguir la enseñanza primaria reglada; a condición de que ayuden a su señora en las labores domésticas y también a ocuparse de la pequeña Njinja. Es relevante el caso de estos tres niños:

Don Rafael Mambo-Matala Upiñalo, Malònga ma­a Màmbo, nació en Mogàndda (Bata-Ciudad Vilangwa) en el año 1928. Fue hijo natural de Don Julio Matala (Mambôsi, del clan Bosòsso) y de Doña Catalina Upiñalo (Bilandé, del clan Boràbotta). Malònga ma­a Màmbo vino al mundo y fue inmediatamente adoptado por uno de los pilares del clan Bondòbo, el señor Ekopèle –especialista en mecánica de precisión–, que se casó con doña Catalina Upìñalo puesto que don Julio Matala prefirió casarse con su novia, Njinja à Eÿôkó. Malònga ma-a Màmbo recibió este nombre, que es auténticamente Bondòbo, en honor a un hermano del señor Ekopèle, su padre adoptivo. El nacimiento de este niño supuso una gran alegría para el hogar de Ekopèle y Bilandé y se celebró por todo lo alto. A Malònga ma-a Màmbo siempre le tocó hacer de hermano mayor. Por parte de su padre adoptivo tuvo varios hermanos; como Ibema, Mot­ yémbbé, Kwà­Embôndi, Kôngwé y Malalé. Por parte de su padre natural también tuvo varios hermanos, pertenecientes a la prestigiosa familia Matala: Bombèla, Ngôbó, Nôni, Mbàndda, Joki, Yàti, Njòmbba y Mosùmé. Esta conjunción de circunstancias explica el hecho de que Malònga ma­a Màmbo tuviera una familia tan numerosa. En la socio-cultura ndowe, la asignación clánica es patrilineal. Esto significa que cada persona ndowe pertenece al clan de su padre y es en medio de este, donde debe tomar su responsabilidad como ndowe. Por eso resulta remarcable el caso de Malònga ma­a Màmbo puesto que él,

(Continúa en la página 8)

8

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

P ERSONAJES H ISTÓRICOS N DOWE
Los gigantes ilustres Ndowe de Guinea Ecuatorial: D. Rafael Mambo­Matala Upiñalo, «Malònga ma­a Màmbo». (Viene de la página 7)
— Esteban Bevoro: Que llegó a ser abogado en Andalucía (España) donde se casó y, desgraciadamente, murió. Curiosamente este señor no quería saber nada de los Ndowe en la última etapa de su vida; se había vuelto insen­ sible al sufrimiento del Pueblo Ndowe. — Agapito: Que era bastante estudioso y muchas veces se sentía desplazado entre los fang porque le relacionaban «con los combes». Años más tarde, cuando se encontraba con doña Carmen, ex-esposa de Don Rafael le trataba todavía con respeto y le ayudaba en la medida de sus posibilidades. Esta le consideraba casi como un hijo. — Mabiam: Que era hermano del primero, se hizo Guardia Colonial porque era bastante más torpe en los estudios. Sin embargo, nunca olvidó las enseñanzas de su Maestro, respetando la dignidad de todas las personas. Y cuando Macías empezó con su locura, Mabiam se dirigió a la frontera vestido de militar y se fue del país abandonando su uniforme militar: No estaba de acuerdo a matar, a personas ndowe indefensas sin razón al­ guna. Fue en este trance cuando fue concebida la segunda hija de Malònga ma­a Màmbo y Ekotto e­a Esùwa llamada Monànga u­a Màmbo nà Ekotto, que nacería en 1952 en Bata. En el año 1954 nacería su primer hijo, Joba ji­a Màmbo nà Ekotto en Mogàndda. En el año 1956 nacería su hija Asigga e­a Màmbo nà Ekotto. A finales de la década de los 50 se produjo un vuelco en la vida de Ma­ lònga ma­a Màmbo que terminó en un divorcio de su esposa Ekotto e­a Esùwa; seguido de una unión con la señora Ubàngo u­a Mayêÿÿé (Gertrudis Mayer). Malònga ma­a Màmbo y Ubàngo u­a Mayêÿÿé tuvieron varios hijos: Moÿenyya u­a Màmbo nà Ubàngo, Bokàmba u­a Màmbo nà Ubàngo, Nôni à Màmbo nà Ubàngo, Masella ma­a Màmbo nà Ubàngo, (Almudena) e­a Màmbo nà Ubàngo, Bombèla u­a Màmbo nà Ubàngo, (Cesar) à Màmbo nà Ubàngo,... Desde el principio de la década de los años 1960, la intensa actividad política de los africanos pidiendo el fin de la colonización española comenzó a dar resultados positivos. Las presiones de la ONU obligaron a España a suavizar su política colonial. A partir de entonces, se acabaron los «destierros» por rebeldía para Malònga ma­a Màmbo. El siguiente cambio de destino fue al Grupo Escolar «Generalísimo Franco» de Bata, donde ejerció de Maestro mientras esperaba el regreso a su destino inicial, Santa Isabel, para estabilizar su vida. Al año siguiente Malònga ma­a Màmbo fue destinado a la Subinspección de Enseñanza, junto a personalidades de la talla moral del señor Madìkki, amigo de infancia, relevante nacionalista ndowe y padrino de su hijo mayor. Finalmente en 1962, Malònga ma­a Màmbo es destinado como Maestro de Enseñanza Primaria al Grupo Escolar de Santa Isabel; donde se traslada de inmediato con toda su familia. Con la llegada de la Autonomía, es promovido a Director del Grupo Escolar «Calvo Sotelo» de San Carlos; donde se traslada con toda su familia. Al año siguiente es nombrado Director del Grupo Escolar de Santa Isabel; y una vez más se traslada con su familia a Santa Isabel. Finalmente, en el año 1969 es nombrado Director de la Escuela Superior «Santo Tomás de Aquino», la antigua Escuela Superior Indígena. Muy interesado por la situación de discriminación de los afroamericanos en Estados Unidos, Malònga ma­ a Màmbo seguía muy de cerca la lucha del Premio Nobel de la Paz 1964, el Reverendo Martín Luther King, por la igualdad de derechos en Estados Unidos. Conmocionado por su asesinato, Malònga ma­a Màmbo cambió el nombre del centro que dirigía por Escuela Superior «Martin Luther King». El 12 de Octubre de 1968 se proclamó la independencia del nuevo país con el nombre de Guinea Ecuatorial. A pesar de haber seguido la norma de «enseñanza y urbanidad para los Fang» establecida por el Rey Ugandda, Malònga ma­a Màmbo no era muy optimista con respecto a la asimilación por parte de los Fang de la educación y la urbanidad que se les enseñó; y su intuición no le engañó. D. Rafael Mambo-Matala Upiñalo, Malònga ma­a Màmbo fue posteriormente Director de la Escuela Superior de Administración y Magisterio «Martín Luther King» de la Capital. Con los primeros asesinatos del mes de Marzo de 1969, Malònga ma­a Màmbo percibió el verdadero problema que tenía el país: Los Fang no tenían ninguna intención de con­ ducir el país hacia una democra­ cia real y para todos. No les importaba siquiera la construcción de una nacionalidad común de todos. Entonces Malònga ma­a Màmbo comprendió que la única opción que le quedaba era seguir enseñando; evitar opinar sobre la situación del país; y, sobre todo, intentar que sus hijos puedan salir del país para formarse en el exterior. Malònga ma­a Màmbo vivió en primera persona el inicio de la locura de los Fang y la consiguiente huída hacia adelante de Macías Nguema contra los Ndowe. Dejaron de pagarle su sueldo el tercer año de independencia, aunque era obligatorio seguir trabajando cada día. Cuando fue asesinado en prisión, el Estado de Guinea Ecuatorial le debía más de 7 años de sueldo. En los primeros años de la década de 1970, Malònga ma­a Màmbo y Ubàngo u­a Mayêÿÿé se separaron. Un poco más tarde, Malònga ma­a Màmbo se unió a Agnès, una mujer ndowe-banôkó, con la que convivió hasta su detención y muerte. Es relevante indicar que en los años que estuvo trabajando sin cobrar, Ma­ lònga ma­a Màmbo trabajaba de día, impartiendo clases y despachando los asuntos pendientes, y por la noche salía a pescar con su compañero y amigo, Don Ángel Upanga Andondo, para poder alimentar a su familia. Paralelamente, su compañera Agnès procuraba traer fruta y verdura para completar la alimentación. Al nivel político, Malònga ma­a Màmbo estaba al corriente de la actividad política en los Territorios Españoles del Golfo de Guinea. De sus compañeros estuvo al corriente del «Movimiento» que exigía a los colonos la independencia y pertenecía a la minoría silenciosa que lo apoyaba, vista la prepotencia y estupidez de los colonos españoles. Malònga ma­a Màmbo fue reclamado por la matriarca de Mogàndda, Doña Isabela Bokambba, para traducir y adaptar sus peticiones oficiales por escrito a la Administración colonial española. Era una tarea que le gustaba y que daba buenos resultados, teniendo en cuenta el respeto que se había ganado Doña Isabela Bokambba, matriarca de Mogàndda, a los ojos de los colonos españoles.

Detención y muerte
A finales del año 1976, toda la cúpula del Ministerio de Educación es detenida y Malònga ma­a Màmbo entre ellos. Dicen que fue por orden de Teodoro Obiang Nguema Mba­ sogo, el carnicero responsable de la siniestra cárcel de Black Beach en Malabo, quien les acusó de otro falso intento de golpe de Estado, cuando hacía muchísimo tiempo que su tío, Macías Nguema Biyogo, había abandonado Malabo. Una vez arrestado Malònga ma­a Màmbo, expulsaron de la vivienda oficial a su familia sin que pudieran recuperar ninguna pertenencia de la casa. A los pocos días sus familiares podían ver a algunos individuos fang en la calle «luciendo» la ropa de Ma­ lònga ma­a Màmbo. Generalmente en las mazmorras de Black Beach dejaban morir a los presos enfermos. Curiosamente, tras maltratarlo sin contemplaciones, una mañana se llevaron a Malònga ma­a Màmbo al hospital por lo grave que se encontraba. Ahí, en el hospital de Malabo fue la última vez que se vio con sus hijos varones. Dicen los presos que le sobrevivieron que Don Rafael Mambo-Matala Upiñalo, «Malònga ma­a Màmbo» sufría de una gravísima anemia y que necesitaba continuas transfusiones de sangre. Muchos fueron sus alumnos de la Escuela Superior «Martín Luther King» que acudieron a donar sangre; la mayoría de ellos eran fang. Al cabo de algunos meses, los presos de aquella «remesa» fueron trasla-

(Continúa en la página 9)

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

9

P ERSONAJES H ISTÓRICOS N DOWE
Los gigantes ilustres Ndowe de Guinea Ecuatorial: D. Rafael Mambo­Matala Upiñalo, «Malònga ma­a Màmbo». (Viene de la página 8)
dados a la prisión de Bata, donde asesinaron a dos de ellos por electrocución, y tiraron sus cadáveres en alta mar. Estos cadáveres aparecieron flotando en las costas Camerunesas. Unos meses después, Malònga ma­a Màmbo y otros presos serian devueltos a la prisión de Black Beach en Malabo, donde murió durante la Semana Santa de 1978. Dicen algunos, que murió «con el hígado reventado por las duras palizas que le propinaron los militares fang». Este hombre, «sangre del clan Bo­ sòsso que nació en medio de un hogar de buena cuna del clan Bondòbo; y que conservaba legítimamente intac­ tos sus derechos en el clan Borà­ botta» era un verdadero lider en el sector de la Educación y se desvivía por transmitirlos a todos los ciudadanos del país, con independencia de su origen. Sus alumnos fang le apodaban «Eko», de Ekopele; y sus hijos, «El Hombre». Antiguos alumnos suyos de la etnia fang han asegurado que sus paisanos Fang «mataron a D. Rafael Mambo­Matala Upiñalo, Malònga ma­a Màmbo, porque querían de esta manera ‘recuperar’ su inteligencia, su personalidad y su prestigio.» Malònga ma­a Màmbo fue enterrado por su primo Etayakani à Borà­ botta; su hermanastra Motyémbbé e­a Ekopèle; y su amigo, Ebumma e­a Ejàbwa nà Majangga. Su primo, Mambôndi, corrió con los gastos de desplazamiento familiar a Malabo así como el entierro. ∎

El Derecho a la Tierra de nuestros Ancestros es un derecho inescin­ dible del Pueblo Ndowe.
«El significado que tiene el Derecho a la Tierra para el Pueblo Ndowe es mucho más complejo que el simple reconocimiento de su posesión co­ lectiva puesto que además debería incluir el re­ conocimiento de un conjunto de garantías culturales, sociales y políticas que no se pueden escindir de los derechos territoriales. Es innegociable la recuperación del control de nuestros Territorios Ancestrales, aunque se acuerde una refundación de Guinea Ecua­ torial con los otros pueblos. Debemos recuperar nuestras tradiciones, nuestra cultura así como los lugares donde vivieron nuestros antepasados.» Ma­Bàlle ma­a Joba

10

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

R EVISTA DE P RENSA Un proyecto común de Estado para Guinea Ecuatorial
Es bastante curioso que a estas alturas haya todavía algún líder político guineoecuatoriano que no se haya dado cuenta de que «falta un proyecto común de Estado en Guinea Ecuatorial»; lo que demuestra su considerable desfase con respecto a la realidad vigente en el mundo actual. Empeñados en asegurar la continuidad del abominable régimen dictatorial en este país y faltos de ideas originales y modernas, algunos políticos que llevan años en la oposición parecen haber literalmente «caducado»; visto que sus argumentos se han ido agostando como hojas secas en pleno verano. Es como si sufrieran de un grave «anquilosamiento de su ideario político» que les ha vaciado de contenido. Conviene que se pongan al día. Francisco Franco ha muerto, Francisco Macías Nguema también. Es más, incluso el dinosaurio de Akuakam, Obiang Nguema, suena a cánticos pretéritos. Ahora bien, si admitimos que hace falta un proyecto común de Estado en Guinea Ecuatorial y queremos mantener un Estado para todos los pueblos de este país, ¿qué debemos hacer para conseguirlo? La respuesta parece evidente. Debemos llevar a cabo las sentadas que los Ndowe ve­ nimos pidiendo a todos los demás pueblos para llegar a acuerdos que faciliten la re­ fundación de un nuevo Es­ tado más democrático y basado en la igualdad, paz y justicia en Guinea Ecuato­ rial. Esta es la función del manifiesto político AMBIBUNDFA que les hemos propuesto y con el que se pretende acercar posiciones entre los diferentes pueblos que componen Guinea Ecuatorial (Ndowe, Bubis, Bissio, Ambo, Fang y Criollos) para establecer precisamente un proyecto común de Estado. Pues fíjense que, justamente, los Fang no quieren oír hablar de ello. ¿Contradicción? ¿Ignorancia? ¿O es que cuando la iniciativa es ajena a ellos, es nula por sistema? Estos señores llevan 43 años en el poder y se han mostrado incapaces de proponer proyecto alguno que pueda mejorar la vida de la gente; al margen de la falta de diálogo con los demás pueblos que les caracteriza. Tanto es así que todos los proyectos de provecho para la gente normal que se llevan a cabo en el país vienen impuestos desde fuera por la inoperancia, inutilidad o ignorancia de los que han «guiado» los destinos del país. A pesar de todo, y solo por curiosidad, aparte del sometimiento sin condiciones con que nos amenazan día sí y día también ¿cuál es el proyecto común que los Fang proponen, que implique y seduzca a los demás pueblos para refundar un Estado plural en igualdad, en paz y en justicia? Yo, no lo conozco. El único proyecto que se puede entrever en la nebulosa de descalificaciones, amenazas soterradas o abiertas y ficciones enfermizas con las que quieren ocultar el síndrome de culpabilidad que les embarga internamente, es más de lo mismo: Más dictadura y más ninguneo a los otros pueblos de Guinea Ecuato­ rial. Echamos en falta algún análisis crítico por parte de ellos sobre su actuación a lo largo de casi medio siglo en el escenario político y social del país; porque lo único que hemos oído hasta ahora son descalificaciones a los demás pueblos por ser minorías a falta de argumentos serios; o bien, que la culpa es de los demás, nunca de ellos. Entretanto, algunos conceptos de la época se han ido adaptando y han aparecido otros nuevos, para asegurar mejor los derechos y libertades de los individuos y de los grupos humanos. Y, si nos fijamos en la letra pequeña, la mayoría de las veces es en detrimento de aquél Estado «monolítico gigantoide» que tenía la potestad de aniquilar segmentos enteros de la población sin tener que rendir cuentas a nadie porque eso era un «asunto interno». Ahora, se ha dado voz y voto a aquellos que existían sin derecho a opinar, a quejarse ni a exigir justicia. Ya no tiene sentido hablar del «pueblo» de Guinea Ecuatorial en el sentido que fraudulentamente se ha venido haciendo; algo que persiguió la primera dictadura y que ha intentado asentar definitivamente la dictadura actual sin éxito, puesto que la verdad ya es conocida por todo el mundo. Guinea Ecuatorial se com­ pone de varios pueblos y la experiencia nos ha demos­ trado que confiar nuestro destino a políticos que lo desconocen todo de nuestro Pueblo Ndowe es un error. Es por lo que estamos convencidos que inicialmente los que deben defender los intereses de los Ndowe deben ser políticos ndowe; que los que deben defender los intereses de los Bubis deben ser políticos bubis; que los que deben defender los intereses de los Bissio deben ser políticos bissio; que los que deben defender los intereses de los Ambo deben ser políticos ambo; y que, evidentemente, los que deben defender los intereses de los Fang deben ser políti­ cos fang. Por lo tanto, darles a los políticos fang la res­ ponsabilidad de defender los intereses de los Ndowe fue un error histórico de bulto que estamos pagando hasta hoy en día; pero estamos dispuestos a corregirlo. Así que, aviso a navegantes: Cambien o actualicen los datos de su panel de control sobre Guinea Ecuatorial, porque los datos que manejan ya no son válidos. Es curioso lo exacto que resulta con algunos fang aquello de que cree el ladrón que todos son de su condición. Resulta que tie­ nen miedo de que nunca go­ bernarían si se aplica en Guinea Ecuatorial el «sis­ tema una etnia, un voto». En cerca de medio siglo de actividad política en este país, los diferentes gobiernos dirigidos por los diferentes presidentes fang han sido incapaces de consensuar ninguna medida con las otras etnias; y todas las decisiones que han tomado en todo este tiempo han

Por Ma­Bàlle ma­a Joba Sàngo à Mboka nº 29 1 de Septiembre de 2011

sido impuestas a las otras etnias por la fuerza. Por esta razón adolecen de cintura para negociar cada decisión con las otras etnias y se cantonan tras el muro del miedo a que los demás caigan en la tentación de hacer las mismas tropelías que han hecho ellos durante todo este tiempo. La caja de pandora que abrió Macias Nguema, asesinando, menospreciando y ocupando los territorios ancestrales ndowe y de las demás etnias; y que Obiang Nguema, otro asesino, dictador y ladrón, no solo no supo cerrar sino que ha agravado la situación, debe cerrarse en serio. Y esto será así cuando se acabe la impunidad; cuando termine la tranquilidad de los criminales que se pasean libremente por todo el país. Nosotros los Ndowe exigimos solemnemente la detención de todos los criminales y ladrones que campan tranquilamente a sus anchas en todo el país; aquellos que han asesinado y han sido premiados deben ser detenidos y juzgados. Ahora es como pedir peras al olmo, vista la corrupción y la arbitrariedad reinantes en el país. Pero cuando se normalice la situación socio–política de Guinea Ecuatorial, la justicia deberá perseguir de oficio a todos aquellos que han cometido crímenes de lesa humanidad, asesinatos, robos y corruptelas varias. █ Sàngo à Mboka, la memo­ ria viva de un pueblo en acción: EL PUEBLO NDOWE

Hablando en nombre y representación del Pueblo Ndowe, Rafael Evita Ika afirmó contundentemente que «No es ni razonable, ni admisible, ni justo, que algunos pocos ciudadanos tengan el de­ recho a constitucionalizar su identidad nacional, mientras la otra parte de la ciudadanía se vea pri­ vada de ese derecho, ya que toda sociedad avan­

zada acepta la complejidad propia de su pueblo, lo cual se traduce en que no se limiten sus dere­ chos ni sus estructuras políticas.» (‘Sàngo à Mboka’ nº
4 del 11 de Septiembre de 2010)

Y tiene razón: Este es el sentir de todo el Pue­ blo Ndowe.

Sàngo à Mboka — Del 19 al 30 de Abril de 2012

11

S ECCIÓN 2
Guinea Ecuatorial

Parcheando la tambaleante «democratura» para simular una democracia real.
Por Metêndémbulé me­a Bongùba Dimballa (Mogàndda) 27 de Abril de 2012

Hace unos años, cuando el camaleónico dictador de Guinea Ecuatorial, Teodoro Obiang Nguema Mbasogo, notó la decidida presión de las instituciones internacionales en el sentido de democratizar un país que comenzaba a ingresar ingentes cantidades de dólares gracias a la producción del petróleo, no tuvo más remedio que dar su brazo a torcer. Pero, como buen tramposo que ha sido siempre, este cleptócrata autoritario decidió establecer una democrauna cia «simulada», democracia «de juego»; en otras palabras, una democracia en la que todo el mundo podrá votar pero la decisión de los resultados la tomará él, mientras hostigaba a sus oponentes políticos de todas las maneras posibles. Y, ni corto ni perezoso, se puso manos a la obra. Hizo una selección de los partidos que podían hacerle oposición y los legalizó; y como lo manda sus cánones de tramposo, eligió a aquellos que le parecían más débiles, desestructurados y manejables. A la vista de esta maniobra, la oposición optó por montar una plataforma, provocando un enorme susto en el tramposo dictador. Como siempre obraba, Obiang Nguema decidió encarcelar y maltratar a la oposición; sabiendo que con el petróleo podía obrar como un niño mimado sin grandes consecuencias. Hace unos días tuvo lugar la

V congreso de su partido nando, Teodoro Obiang ble esto, es necesario legisúnico nacional PDGE y se Nguema Mbasogo pone la lar en el sentido de facilitar dice que en su discurso, el venda antes de la herida, el acceso a la información de presidente vitalicio del nombrando por «decreto» (o los ciudadanos; pudiendo PDGE se jactaba de haber por unanimidad del PDGE, lo así pedirle al gobierno que le implantado una democracia que viene a ser lo mismo) a explique cualquier situación que funcionaba muy bien. su primera mujer «presi­ que no sea lícita, y este debiendo dar las explicaciones ¡Alucinante! Este tío tiene denta de honor». AL margen de estas vacuas pertinentes. una cara que se la pisa. Hasta antes de su discurso, noticias, Teodoro Obiang De haber existido tal transteóricamente, Guinea Ecua- Nguema Mbasogo debería parencia de información a torial estaba en la era de la saber que, en un Estado de los ciudadanos seguro que democratura, que el dicta- Derecho, el poder debe ser no se plantearían casos de corrupción y «robo a mano dor llamaba con cariño «en­ controlado por el pueblo. sayo democrático». Hoy Este control se asocia direc- armada» de los ingresos del nos despertaEstado (sea en mos y estael sector pemos en una trolífero como «boyante y en el sector sana democra­ maderero), cia». ¡Ja! como el que Falacias y más está procefalacias. sando la JustiLa guinda fue cia Francesa. el nombraDe esta mamiento de su nera, tampoco primera estendría que posa como Esta es la pareja de cleptócratas, Teodoro Obiang Nguema Mbasogo y su primera estar cla«presidenta de mujer Constancia Mangue. Sintiéndose ya débil y para que no se les escape el poder mando en la de las manos, el viejo Obiang Nguema nombra a su mujer «presidenta de honor» del honor». Te l e v i s i ó n PDGE. Esta decisión ha sido tomada ante el descalabro internacional de su imagen, ya que sobre su vástago pesa una orden internacional de búsqueda y captura; y corre ¿Se debería Francesa el riesgo de heredar la presidencia y ser arrestado en algún país donde vaya. Tiempo ver en este al tiempo: El asesino siempre vuelve al lugar de su crimen. «France 24», que venga una n o mb ra miento una cierta falta de tamente con la separación comisión rogatoria interna­ confianza hacia su vástago de los poderes, aunque esto cional a verificar que ni él ni «playboy» buscado por la le suene a chino. Es más, en su hijo son ladrones. justicia en Francia? Posible- las democracias más des- La estupidez y la inoperanmente. ¡Cómo han cambiado arrolladas, aparte del con- cia tienen sus letras de notrol indirecto del pueblo a su bleza en el seno de la las cosas! Desde que el inútil vástago gobierno a través de sus re- cleptocracia clánico-tribalde esta extraña pareja de presentantes, se están im- étnica fang de Mongomo que cleptócratas siente en el co- plementando leyes que encabeza Guinea Ecuatorial gote la respiración de la Po- permiten un control directo desde hacen más de cuatro licía por la orden de de los ciudadanos a las ac- décadas. búsqueda y captura interna- ciones de los gobiernos; algo En el mundo de hoy en día, cional extendida por la Justi- que seguramente le volverá la calidad de la democracia cia Francesa, notando que a sonar a chino. Que le se mide en función de dos las fuerzas le están abando- conste que para hacer posi- parámetros esenciales, es tiembre de 2010)

decir, el binomio transpa­ rencia y acceso a la infor­ mación. El ejemplo más apabullante de la falta de transparencia para mejor robar, es la declaración de «secreto de Es­ tado» de los ingresos petrolíferos, que están sirviendo para: — incrementar la riqueza personal y familiar de esta pareja de cleptócra­ tas; — mantener su apariencia de nuevo rico y el alto nivel de vida de su inútil vástago, regalando di­ nero en el extranjero a pesar de la miseria en la que vive la población del país; — y por consiguiente, mani­ pular todas las cifras del país en un sentido o en el otro, según convenga. Aquél gobierno que esté dispuesto a entregar a sus ciudadanos más información cierta y sistemática es un gobierno mucho más democrático que aquél otro que se niega a suministrar expedientes, cifras, datos de su acción, documentos; que no rinde cuentas de sus actos ni toma su responsabilidad; que mantiene todo en secreto; que se especializa en acumular información pública y privada sin revelarla; etc., se llama gobierno auto­ ritario. Y si, además, se jacta de ser una democracia a pesar de todo, se llama democratura y no democracia.∎

Hablando en nombre y representación del Pueblo Ndowe, Rafael Evita Ika afirmó contundentemente que «NO HAY NACION QUE SE GOBIERNE, MIENTRAS LAS NACIONALIDADES DECIMOS NO A LA DICTADURA, RECUPERAMOS CADA CUAL SU TERRITORIO Y NOS DISPONEMOS A NEGOCIAR NUEVOS PACTOS QUE HAGAN FUERTE LA UNION.» (‘Sàngo à Mboka’ nº 4 del 11 de Sep­

Y tiene razón: Esta situación se ha eternizado. Cada una de las nacionalidades del arco so­ cial guineoecuatoriano debería recuperar sus Territorios Ancestrales. Sin territorio que go­ bernar, el gobierno dictatorial nguemista se vaciaría de contenido extinguiéndose de facto.