1

A.·. L.·. G.·. D.·. G.·. A.·. D.·. U.·. ORDEN MASÓNICA DEL RITO ANTIGUO Y PRIMITIVO DE MENFIS - MISRAIM. SOBERANO SANTUARIO NACIONAL DE CHILE Y PARA AMÉRICA LATINA. GRAN LOGIA SIMBÓLICA.

LIBERTAD - IGUALDAD - FRATERNIDAD

LIBRO DEL APRENDIZ
Liber 01-05 (Revisión 1)

V.’.L.’. 000.000.000

2 INTRODUCCION AL SENDERO DEL TALLADOR DE LA PIEDRA BRUTA ¡Salve a Ti, Aprendiz de Masón Egipcio! Las Instrucciones que otorga la Masonería a sus miembros jamás tienen por objeto condicionar sus conciencias o dirigir sus comportamientos. Por el contrario, su objetivo principal, y mejor dicho esencial, es brindar un conjunto de elementos básicos, a través de indicaciones que son como hitos a seguir, y que cada nuevo Neófito (“nueva planta”, el Aprendiz Francmasón), sabrá aprovechar según su nivel de evolución espiritual. Este es el PRINCIPIO DE LIBERTAD que exalta la Masonería Universal. ¿Qué significa Tallar la Piedra Bruta? Una de las primeras expresiones que escuchan los Neófitos en el Templo Masónico, es esta frase: “Tallar la Piedra Bruta”. Es Tradición proverbial de la Francmasonería el uso de este término o frase, que mediante una simbología constructiva, proveniente de los misterios sagrados de la edificación de Templos en la antigüedad, y de las Catedrales en edades más recientes, designa simbólicamente la capacidad de un ser humano para “auto-edificarse”.

Es evidente mediante este simbolismo, que edificar un Templo requiere de piedras “perfectas”. Si estas estuvieran falladas, mal talladas, débiles o inadecuadas, este Templo no podría erigirse. Lo mismo sucede con el Ser Humano y su entorno, la Sociedad: si sus ciudadanos, hombres y mujeres, no contribuyen al edificio social, este termina por desmoronarse. Se le revela de este modo al Aprendiz, que la “Piedra Bruta” es ni más ni menos que él mismo. Más adelante, mediante el avance progresivo en su carrera masónica, el Aprendiz habrá logrado desbastar la Piedra Bruta de sus imperfecciones morales, y estará capacitado para hacer de ella una Piedra Cúbica que se insertará en el Templo Universal de la Francmasonería, que es la Sociedad Secreta por excelencia, y en el Templo Social Universal, que es la Humanidad. De este modo, siendo un buen masón, será también un buen ciudadano. El Aprendiz desarrollará sus habilidades practicando con los utensilios masónicos, y progresando en su arte, se despojará de todas sus imperfecciones, hasta ver reflejado en el espejo de su consciencia, la Piedra Cúbica de su ser interno.

3 ¿Cuáles son las Herramientas del Aprendiz Francmasón? Cada uno de los tres Grados de la Logia Azul posee TRES herramientas. El Aprendiz trabaja con el Mallete o Mazo, con el Cincel y con la Palanca. El Mallete significa VOLUNTAD en la aplicación; el Cincel significa DISCERNIMIENTO en la investigación; la Palanca significa ESFUERZO necesario para la realización. El Aprendiz trabaja en la Piedra Bruta. Para ello usa el Cincel, cuya acción es aplicada o amplificada con la ayuda del Mazo. La Palanca le es indispensable para dar vuelta la Piedra Bruta si quiere pulir y desbastar el bloque informe en sus diferentes superficies, lo cual le va a exigir darla vuelta.

¿Cuál es la Tradición de la Francmasonería? Enseñamos en nuestra Orden que la Francmasonería es Tradicional. Corresponde entonces explicar qué entendemos por Tradición. Es un Conocimiento o Gnosis que fue recibido por los primeros hombres iluminados, quienes a su vez diseñaron ceremonias ritualísticas para incorporar estas enseñanzas en un medio o vehículo apropiado para perpetuarse, mediante la emulación. La Masonería es Tradicional porque en el seno de sus numerosas Ceremonias, reside el núcleo de esta Tradición, llamada PRIMORDIAL, es decir, desde el principio mismo de la existencia del ser humano, o desde el momento en que surgió un vehículo físico apto para manifestar conciencia del ser. Mediante estas Ceremonias, la Tradición se transmite, por intermedio de Iniciados, que son quienes han alcanzado este Conocimiento. Como Institución, la Masonería es una organización iniciática por dicho motivo: nosotros los Masones hemos recibido esta Tradición Primordial, y la transmitimos a nuestro turno a nuevos Iniciados, de modo de perpetuarla en el tiempo y en el espacio geográfico. Ser eternos Aprendices La Tradición implica la existencia de tres elementos: un TRANSMISOR o INICIADOR, un RECEPTOR o INICIADO, y una TRANSMISION o INICIACIÓN. De por sí, la Iniciación es una semilla, depositada en la tierra húmeda del hombre. Requiere ser cuidada diariamente para no perderla, para que no caiga en el olvido. El Iniciado es quien ha ingresado en el Primer Grado de los Misterios. Existen tres grados básicos en Masonería: Aprendiz, Compañero y Maestro. Les rogamos a nuestros queridos Hermanos Aprendices, que no se afanen en obtener el “Grado” de Maestros, sino más bien, que se preocupen por “llegar a ser” Maestros. La condición esencial para esto es la HUMILDAD. Sólo ella puede poner en un Masón, la condición o actitud de sentirse siempre y por sobre todas las cosas, un eterno Aprendiz. Este es el trabajo interior que nunca debe abandonarse. Con seguridad podemos decirles, que aquel que crea que ya es Maestro, seguramente estará muy lejos de serlo. Logias, Grandes Logias y Ritos Deben saber que con el nombre OBEDIENCIA, se designa un cuerpo administrativo

4 masónico, que regula el funcionamiento de las Logias, las Grandes Logias y los Ritos. Las Logias reciben el nombre de Talleres, y cuando se federan, usualmente no menos de tres Logias, pueden adquirir el estatus de Gran Logia. A veces, estas Obediencias se auto-denominan “Grandes Orientes”, que es lo mismo que una “Gran Logia”, difiriendo solamente en la denominación. Si la Obediencia lo permite, en las Logias pueden practicarse diversos Ritos. Los Ritos, son conjuntos de ceremonias armonizadas en un todo coherente, sirviendo de progreso a los Masones, en su tallado interior de su Piedra Bruta. Las Obediencias más conocidas mundialmente son: Gran Logia Unida de Inglaterra y el Gran Oriente de Francia. Asimismo es muy conocida la Obediencia francesa “Le Droit Humaine” (El Derecho Humano). Según los Reglamentos y Constituciones que rigen a cada Obediencia, estas pueden ser masculinas, femeninas o mixtas. El Cuadro de Logia La Masonería ha plasmado mediante símbolos, el conocimiento Tradicional que ha llegado a su seno desde la más remota antigüedad. Con el nombre de Cuadro de Logia se denomina una imagen o pintura, que incorpora elementos simbólicos, cuya descripción hace al misterio específico del Grado que está representando. El Cuadro de Logia debe estar a la vista de los Hermanos, en las reuniones de Logia, para recordarles los secretos masónicos del Grado. Constituyen herramientas nemotécnicas, que gracias a la asociación de la vista con la memoria, permiten analizar los contenidos esotéricos de estos grados en cuestión.

5

1-La Grada de tres escalones 2-Columna Jakin 3-Columna Boaz 4-Puerta de marfil sin cerradura 5-El Delta sobre la Puerta de Marfil 5-El Compás 6-La Escuadra 7-El Mazo 8-El Cincel 9-La Piedra Bruta

10-La Tabla de trazar 11-La Luna 12-El Sol 13-Las Nubes 14-El Nivel 15-La Plomada 16-La Piedra Cúbica 17-La Ventana de Oriente 18-Las dos Ventanas del Sur 19-La Cuerda de Siete Nudos

6 El primer Cuadro de Logia que deben estudiar corresponde al Grado de Aprendiz, y lo mostramos en la página anterior. Contiene 19 elementos simbólicos que son verdaderos jeroglíficos para los no iniciados, que nada entenderán al ver este Cuadro, pero que los Iniciados sabrán apreciar. ELEMENTOS TERMINOLÓGICOS OBEDIENCIA: es un “cuerpo” masónico, una organización de recursos materiales y humanos al servicio de la Masonería. Comprende cierto número de Logias que practican el mismo o los mismos Ritos, bajo una única autoridad administrativa. LOGIA: es una reunión de francmasones que practican el mismo o los mismos Ritos, y que pertenecen a la misma Obediencia. Logia es sinónimo de Templo. LOGIA SALVAJE: se denominan así a las reuniones de francmasones que no reconocen la autoridad de ninguna Obediencia. GRAN LOGIA: es la asociación de varias Logias masónicas que practican los mismos Ritos. Se necesitan como mínimo tres Logias para fundar una Gran Logia o Gran Oriente. Tiene autoridad sobre los tres primeros Grados de Aprendiz, Compañero y Maestro. GRAN ORIENTE: sinónimo de Gran Logia; al igual que esta, representa una Obediencia. ORDEN: en términos generales, una Orden masónica está constituida por los Altos Grados, del 4º en adelante. RITO: es un conjunto de ceremonias distribuido en Grados, de manera racional y coherente, de modo de transmitir los secretos de la Masonería. Un Rito comprende la práctica de los Rituales. Los más conocidos son el Rito Escocés Antigua y Aceptado, el Rito de York, el Rito Francés y por supuesto, nuestro Rito de Menfis-Misraim. RITUAL: ceremonia que se observa durante una reunión masónica. Abarcan diferentes acontecimientos de la vida masónica, tal como el de Iniciación propiamente dicho, los de Tenidas en todos sus grados, los de Exaltación a dichos Grados, y otros especiales como el Fúnebre y los de las fiestas masónicas en los solsticios de Invierno y Verano. REGULARIDAD: clasificación arbitraria que ciertas obediencias masónicas reservan a otras obediencias, en función de la diferencia de origen, de rito, de orientación. Los francmasones no observan esta noción entre ellos, sino que es propia de las autoridades administrativas de dichas obediencias. Por ejemplo, la Gran Logia Unida de Inglaterra considera a todas las demás Obediencias masónicas del mundo como “irregulares”, si no han nacido de una carta patente emitida por ellos. El mito de la unidad en la Masonería Una idea generalizada de los profanos, es aquella de la “Unidad” de la Masonería. Lamentablemente, tras ingresar en una Obediencia, cualquiera sea ella, pronto se topará con las diferencias entre “regulares” e “irregulares”, diferencia nacida a la sombra de la verdadera Masonería. Puede confundirnos la gran cantidad, casi inmensa, de distintas Obediencias trabajando diferentes Ritos en todo el mundo. Muchos se preguntan, tanto quienes no son Masones como quienes sí lo son: ¿porqué no existe unidad? La respuesta más sencilla es que tal vez no hay ninguna razón para que exista dicha “Unidad”. Pongamos por caso la diversidad humana en sus etnias, y culturas. La

7 Humanidad es una, pero ¡Cuántos pueblos! ¡Cuantas razas! ¡Cuantas culturas! ¿Deberían desaparecer y ser absorbidos por “una única cultura”? Creemos que todos los hombres y mujeres dirán que no, que no es posible. Con la Masonería nos encontramos con un panorama extraordinario. Rico. Gigantesco. Difícil de entender. Pensemos que estas grandes diferencias, estas disidencias, estas separaciones, son otras tantas modalidades de expresión del sentir masón, y lejos de entristecernos, pensemos que esta diversidad permite expresarnos de muchas maneras que de otra manera, quedarían sepultadas bajo la pátina de la “unidad”. Sin embargo, un Masón no debería nunca rechazar a otro Masón, por pertenecer a una Obediencia distinta. Mucho peor aún es la lucha entre Masones que pertenecen al mismo Rito pero a distintas Obediencias. Todos hemos recibido la misma LUZ MASÓNICA, cuando se nos retiró la Venda de los ojos, luego que se pidió por nosotros…¡LA LUZ! ¿Cómo podríamos entonces rechazar a nuestros otros hermanos? Uno de los principios fundamentales de la Francmasonería es la Ley del Amor que incluye la Tolerancia y la Fraternidad para todos los seres: tomar conciencia de que los otros existen y que les ofrecemos nuestro corazón. De nada sirve hablar de fraternidad en una Logia, si cada vez que tenemos ocasión no la practicamos fuera así como la practicamos dentro. Un viejo adagio místico dice: Hay una diferencia entre lo que expresa la frase: “estos son mis hijos” (sentido de propiedad) y “yo soy su padre” (sentido de responsabilidad). El próximo nivel que debemos poco adquirir es: “Tú eres mi Hermano y yo soy tu Hermano”... ∴ La Iniciación Se estila llevar a cabo la ceremonia durante la noche, resabio de las primitivas Iniciaciones de la Gran Pirámide de Egipto, aunque nada impide que una Logia abra sus trabajos por la mañana o durante el día. El hombre carente de conocimientos iniciáticos recibe el apelativo de PROFANO, del latín, PRO-FANUM, que quiere decir “antes del Templo” o “frente al Templo”. Aún no ha penetrado en él. En algunas Logias se realiza un examen previo del profano, denominado “Examen bajo venda”. En dicha oportunidad, se cita al profano, se lo introduce en el Templo vendado, se lo hace sentar, y la asamblea de Masones de la Logia lo somete a un interrogatorio sobre sus ideales, gustos y predilecciones. Luego se lo hace salir del Templo sin hablar con nadie. Esta especie de prueba pre-iniciática, tiene sus raíces en las reuniones de los constructores de Catedrales, rememorando la pequeña habitación que los constructores levantaban, apoyada sobre una pared de la Catedral en construcción. Esta es la primer “privación de los sentidos”. Si los Hermanos de Logia consideran que las respuestas dadas por el profano son insuficientes o inadecuadas, entonces la Iniciación no se llevará a cabo, y se dará un plazo de tiempo al candidato para que se prepare y vuelva a intentarlo. La segunda oportunidad en que se priva al profano de sus sentidos, es precisamente en el momento elegido para su iniciación en el Grado de Aprendiz. Esto rememora la PSICOSTASIA del Antiguo Egipto, o pasaje del Alma. La ceguera momentánea que se impone en ambas oportunidades al profano, es necesaria por motivos de protección, pues el candidato no debe ver los elementos del Templo, ni saber quienes son los Hermanos Masones. Viceversa, es una medida de autoprotección, pues dispensa al profano de la obligación del secreto, que se hará

8 patente luego de atravesar las pruebas iniciáticas, cuando se le haga prestar el Juramento. ¿Qué significa Iniciación? Cuando llega el día fijado por las autoridades de Logia para llevar a cabo tan trascendental evento en la vida de un ser humano, este debería llegar con un gran recogimiento anímico, sabiendo que es un momento importantísimo e irrepetible en su vida. “Iniciado una vez, Iniciado para siempre”, dice un viejo refrán. Es una oportunidad para trascender, por ello decimos que es Trascendental, y que el profano debe ser advertido de la enorme importancia, y de las pesadas obligaciones que encierra aceptar ser Masón. La palabra Iniciación viene del latín INITIUM, que quiere decir COMIENZO. Por lo tanto, es la primer etapa, inicial, y no debe confundirse con el Adeptado, que es la obtención de la sabiduría, de aquel que ha alcanzado. Muchos son Iniciados, pero muy pocos son Adeptos. El concepto de Iniciación es universal, y existe en todas las culturas, sociedades, razas y religiones. Se trata de aspectos rituales, ritos de pasaje de un estado a otro, siempre siendo este otro de una mayor conciencia, de una mayor amplitud, esperándose el despertar de los poderes dormidos del ser humano. En las tribus africanas observamos los ritos iniciáticos del pasaje de la niñez a la pubertad; lo mismo sucede con las tribus de indios de Norteamérica. El Judaísmo tiene su “Bar Mitzva”, los Cristianos tienen su “Primera Comunión”. Las sociedades civiles tienen sus protocolos para incorporar a un extranjero a su comunidad, lo cual también es un Rito que podemos entender como nacimiento a una nueva vida, pues existe una muerte – el desarraigo – y un nuevo nacimiento – la nacionalización. En las Órdenes de Caballería, el pasaje de la vida civil a la militar, era precedida por una “vigilia de armas” que podía durar varias noches, aislado en una celda, en el curso de la cual el futuro iniciado podía recibir instrucciones en forma de revelaciones interiores. La Iniciación Egipcia En la Gran Pirámide, el profano debía sortear las pruebas correspondientes a los cuatro elementos. Y estas pruebas han perdurado, no ya de manera física, sino de manera simbólica, en muchas Fraternidades esotéricas, siendo clásica la transposición de la Iniciación Egipcia en las pruebas del Rito de ingreso al Primer Grado de la Masonería. Si el candidato no podía superar una prueba, o si se negaba a realizarla, no sólo se detenía su ingreso en los Misterios, sino que jamás volvía a la luz del sol, quedando encerrado en los calabozos de los Templos de Egipto, como sirviente de segundo orden. En la actualidad, si un candidato se rehusara a efectuar una prueba en su ritual de iniciación masónica, sería llevado fuera del Templo, y jamás se le permitiría regresar. Esta Iniciación básica de Egipto simula la vida y la muerte. Es por eso que se dice que “Iniciarse es aprender a morir”. Pues el proceso iniciático recorre las etapas de la muerte y del renacimiento del alma.

9

La Iniciación Masónica en la actualidad El profano llegó lentamente al Umbral del Templo, donde sus ojos fueron vendados más de una vez. Las manos de un Experto lo guiaron a lo largo de un recorrido sinuoso, con muchas idas y venidas, como para desorientarlo sin saber dónde encontrarse. Luego fue llevado a un lugar tenebroso con apariencia de TIERRA, semejante a una cámara mortuoria. Se realizó la ceremonia del “despojo de los metales”: anillos, collares, monedas, medallas, todo lo metálico que podría llevar encima. En dicho lugar se dejó al profano sólo y abandonado a sus propias fuerzas, con la misión de redactar un Testamento Filosófico, frente a una serie de advertencias sobre los motivos que lo indujeron a solicitar su admisión en nuestra Institución. Este Testamento Masónico por naturaleza, se diferencia de cualquier Testamento material que la vida civil nos tiene acostumbrados. Se trata de responder tres preguntas, llamadas “preguntas de orden”, en un momento en que el candidato está en un túmulo, sin dinero, joyas, ni nada que pudiera servirle para dejar como herencia.

Algo similar, en el plano moral, se pide a cada Masón luego que ingresa a una Logia. Debe dejar en el umbral del Templo, antes de ingresar en la Logia, todos sus problemas mundanos, todas sus preocupaciones, para poder acceder con pensamiento límpido, a las alturas que el simbolismo de la Logia Azul le tiene preparado. Cada Masón debe morir para nacer de nuevo; debe dejar atrás todos los remordimientos de una vida de vicios y defectos, para aproximarse a una vida de virtudes y perfecciones. Al ingresar en la Logia, el espacio y el tiempo ya no son percibidos como antes. La Logia es símbolo del Macrocosmos, con dimensiones infinitas. Y en ella el Tiempo se eterniza, pues reside en su seno la presencia Divina, el Ser que Es, Fue y Será. El despojo de los metales

10 Quitarle al candidato los objetos metálicos que lleva consigo es un tema antiguo y universal. En un poema babilónico de más de 5000 años de antigüedad, la diosa ISHTAR – la ISIS BABILONICA – debía arrojar todas sus joyas, adornos y vestimentas para atravesar las Siete Cámaras del mundo infernal, para presentarse desnuda ante su hermana, la reina del reino de los muertos.

También se nos ha transmitido que en la celebración de los Misterios Menores de Eleusis, denominados Tesmoforias, las mujeres dormían en tiendas apartadas antes de la ceremonia, y les estaba prohibido llevar consigo dinero. Si avanzamos mucho más en el tiempo, encontramos que Descartes, el Rosa Cruz, aconsejaba a los filósofos que “olvidaran todo lo que sabían”. Queriendo significar que se debía retornar voluntariamente a un estado de virginidad sapiencial, una suerte de vaciar el cuenco personal para permitir ser llenado con nuevas aguas. Desde este punto de vista, el “despojo de los metales” masónico, es similar al consejo del filósofo Descartes. Sólo dejando de lado el antiguo y falso conocimiento anterior, es posible acceder al conocimiento superior. También queremos hacerles reflexionar sobre el dicho popular que dice “mejor es ser que tener”. El “ser” es la ESENCIA y el “tener” es lo TRANSITORIO. El Candidato en la Cámara de Reflexión está solo consigo mismo, despojado de lo transitorio, a solas con su Esencia de Ser. La Cámara de Reflexión Antes del ingreso del Candidato se quema un poco de Mirra durante diez minutos, una hora antes de que llegue el profano. El Candidato fue introducido en un cuarto, cámara, sótano o habitación pintada de negro, a oscuras. Allí se le permitió quitarse la venda que cubría sus ojos por primera vez, para poder responder el Testamento Filosófico. Los emblemas fúnebres de la Cámara de Reflexiones deben recordar el fin necesario de las cosas, la fragilidad de la vida humana y la vanidad de las ambiciones terrenales. Sobre la pared del fondo, dando frente al Candidato sentado se colocan:  Un Gallo, que hace alusión al despertar de las fuerzas adormecidas; anuncia el fin de la noche y el triunfo de la Luz obre las Tinieblas.

11

A la izquierda del Gallo, el Símbolo del Rito de Menfis; a la derecha del Gallo el Símbolo de Rito de Misraim. Estos dos nombres muestran al Candidato el nombre del Rito al que se unirán.

En el centro, por arriba, la Guadaña que corta no la vida, sino las ilusiones del mundo, y que simbolizando la Muerte, es la inexorable igualadora de todos los seres humanos.

En el centro, por debajo, el Reloj de Arena, atributo del Tiempo, Saturno, que transcurre disolviendo las formas transitorias.

12

  

A la izquierda, el Azufre que se corresponde con la energía expansiva que parte del centro de todo ser. A la derecha, la Sal, principio de cristalización que representa la parte estable del ser. En el centro, el Mercurio, principio volátil que representa la parte mutable del ser. Ellos son los tres principios Alquímicos: Azufre, Sal y Mercurio

Sobre la pare de la derecha estarán:  Una imagen de la Cruz Ansata, en el corazón de un Pentagrama, inscripto en el corte vertical de un cajón, que representa perfectamente al Iniciado, resucitando a la vida espiritual, luego de morir al mundo de las apariencias Arriba del dibujo, sobre un lado, un cartón con las iniciales V.I.T.R.I.O.L. Esta referencia a un ácido corrosivo no es fortuita, sino que indica la obligación de “purgar” nuestro ser para una toma de conciencia. Esta divisa alquímica es una invitación para descender al interior de sí mismo, bajo el nivel de la personalidad. Esta misteriosa palabra que se lee en una de las paredes de la Cámara , es una sigla de la frase latina: Visita Interiora Terrae Rectificandoque, Invenies Occultum Lapidem (Visita el Interior de la Tierra, Rectificando Descubrirás la Piedra Oculta...). A medida que el Masón avance en sus estudios, Grado por Grado, el pleno simbolismo de esta sigla le será revelado.

Sobre la pared de la izquierda figuran las sentencias del Rito:         En verdad, si yo renazco…¡Osiris renace! ¡Conócete a Ti mismo! Si temes ser alertado sobre tus faltas, estarás mal entre nosotros. ¡Si la curiosidad te condujo hasta aquí, vete! Si eres capaz de disimular, teme por tu vida, tu serás desenmascarado. Si te apegas a las distinciones humanas, sal de aquí, nosotros no las conocemos. Si tu alma tiene miedo, es mejor que no vayas más lejos. Si perseveras, serás purificado, te liberarás de las tinieblas, y la Luz brillará sobre ti.

13 La Cámara de Reflexión cumple la función de ser un matraz donde se coloca al recipiendario para que fructifique su decisión de ingresar en la Francmasonería. Si el profano llegó a nuestra Orden por razones mundanas, por curiosidad, buscando gloria, riqueza o poder, debería recapacitar y retirarse del proceso iniciático, pues si prosigue con mentiras en su corazón, la Iniciación impondrá sobre su alma una terrible compensación, por la Ley de Causa y Efecto. Pero quien llegó con valentía, con osadía, con amor propio, sincero, humilde y esperanzado, tiene por delante la promesa de ser purificado, liberado de las tinieblas, concediéndosele la Luz que buscaba. Otros elementos que se colocan en la Cámara son una mesa y una silla para el Candidato. Sobre la mesa se colocan:   Un cráneo humano, que recuerda la vanidad de los placeres, de las riquezas, de la fortuna, del poder, así como de la brevedad de la vida. El pan y el agua que son ofrecidos a los viajeros, simbolizando que la Cámara de Reflexiones es un lugar de paso, la simplicidad que debe regir la vida del futuro Iniciado, nutrición del cuerpo y del espíritu. Tres recipientes con el Azufre, la Sal y el Mercurio Un ESPEJO , que es para que el profano se de cuenta que debe CONOCERSE A SÍ MISMO. Una vela encendida, símbolo del espíritu que ilumina y vivifica. El Testamento con las tres preguntas Una lapicera

    

El CRANEO es para recordarle que todo lo que vive deberá morir algún día. El Azufre, la Sal y el Mercurio son elementos alquímicos, cuyo significado irá aprendiendo el Aprendiz en la Logia. La Cámara de Reflexión corresponde a la PRUEBA DE LA TIERRA, y es la forma moderna de la antigua Iniciación Egipcia en la Gran Pirámide, cuando el aspirante ingresaba para comenzar su ordalía. Todo el simbolismo de la Cámara de Reflexión se refiere al HERMETISMO. Se trata de la primera parte de la Gran Obra: la “PUTREFACCIÓN”. Los Viajes Simbólicos El Aprendiz debe reflexionar y meditar sobre los cuatro viajes simbólicos de la Iniciación al Primer Grado, comenzando por la TIERRA, y siguiéndole luego las pruebas del AGUA, el AIRE y el FUEGO. Son muchos los autores masónicos que han escrito sobre estos elementos simbólicos. Empero, el mejor modo de comprender este drama iniciático está dado por las experiencias únicas e irrepetibles que el candidato sufre y experimenta en carne propia. No hay dos Iniciados iguales del mismo modo que no hay dos ceremonias de Iniciación iguales. El Templo Masónico Cuando el candidato recibe la LUZ, es el momento en que se transforma en un Iniciado, ceremonia que culmina con la creación del nuevo Aprendiz Masón por parte del

14 Venerable Maestro de la Logia, y su presentación oficial ante el resto de Hermanos y Hermanas presentes. El Iniciado ha visto la LUZ dentro de un TEMPLO MASONICO. Se lo conduce a un asiento reservado a él, como nuevo Aprendiz. Se lo hace sentar en la llamada COLUMNA DEL NORTE, lugar donde hay menos Luz, esperando que cuando progrese al Grado de Compañero, pueda sentarse merecidamente en la COLUMNA DEL SUR. La Tradición masónica ortodoxa retrotrae los orígenes de la Francmasonería al momento en que se construyó el Templo de Jerusalén, por encargo del Rey SALOMON. Esto puede leerse en la Biblia. Pero nuestra Tradición Egipcia nos revela un origen mucho más antiguo que el judío, y obviamente, egipcio por naturaleza. Es a las Cofradías de Constructores que levantaron las Pirámides en Egipto, que se remonta el origen de la Masonería, como Arte Real y Sacerdotal, de los Faraones y de los Hierofantes. Uno de nuestros Grandes Maestros, CAGLIOSTRO, el Gran Copto, fundador del Rito Egipcio de la Masonería en Francia, es quien dijo: “TODA LUZ VIENE DE ORIENTE, TODA INICIACION, DE EGIPTO”.

Disposición de los Templos Antiguos La evolución de la arquitectura en Egipto puede dividirse en cuatro grandes períodos. Ellos comprenden sus 31 Dinastías históricas en el curso de cinco mil años: Primer Período del Antiguo Imperio Desde el 5000 AC hasta el 3100 AC ; comprende las diez primeras Dinastías que terminaron con la invasión de los Hicsos, o Reyes Pastores. A este período se lo conoce como “Menfítico”. MENFIS era la capital del Imperio Egipcio. Sus principales centros esotéricos estaban en MENFIS, GIZEH, SAKKARAH y HELIOPOLIS.

Gizeth

15

Saqqara

Heliópolis

Segundo Período del Imperio Medio Comprende desde el 3100 AC hasta el 1600 AC, desde la Dinastía XI hasta la XVII. Termina este período con la derrota de los Hicsos. La capital se trasladó a TEBAS. Los principales centros esotéricos estuvieron en LUXOR, ABYDOS y BENI-HASSAN.

Templo de Luxor

Templo de Abydos

Templo de Beni Hasan Tercer Período del Nuevo Imperio Comprende desde el 1600 AC hasta el año 332 AC, desde la Dinastía XVIII hasta la XXXI. Es el período en que las Escuelas de Misterios tienen su apogeo, especialmente en KARNAK. Los egipcios fueron dominados por lo Persas, durante las Dinastías XXVI a XXXI. La capital se trasladó a SAHÍS.

16

Templo de Karnak Cuarto Período Ptolomeico Da comienzo en el 332 AC con Ptolomeo I, uno de los generales de Alejandro el Grande, y termina con la conquista romana en el año 30 A.C. Es el período en que las enseñanzas esotéricas son transmitidas de Egipto a Grecia. Los principales centros esotéricos fueron DENDERAH, EDFÚ y FILAE.

Templo de Hathor en Déndera

Templo de Edfú

Templo de Filae El Templo Egipcio Aquí les mostramos el diagrama del Templo de KOHNS en KARNAK, como modelo perfecto de la distribución de los Templos egipcios. El templo clásico egipcio comprendía tres partes principales: - Una ENTRADA central flanqueada por dos grandes macizos o PILONOS, de forma trapezoidal, coronados por la característica cornisa de garganta. A veces con dos OBELISCOS. Este es el origen de lo que se levantará en el Templo de Jerusalén,

17 como las DOS COLUMNAS JAKIN y BOAZ. un PATIO o ATRIO a cielo abierto con pórticos de columnas a los costados, a pleno sol, al cual todos tenían acceso. Esto es lo que se conocerá en Masonería como SALON DE LOS PASOS PERDIDOS. una sala HIPOSTILA, compuesta por un corredor central y por recintos laterales con gruesas columnas que sostienen la techumbre pétrea, a veces dividida en dos partes conforme a las épocas; sólo los sacerdotes tenían acceso a ella; esta sala, en penumbras tenía techo estrellado. Equivale al sector de la Logia que rodea al Naos o Altar Triangular, donde se ubica el Pavimento de Mosaicos y las columnas de la Sabiduría, Fuerza y Belleza. el propio SANTUARIO, en la obscuridad total, donde únicamente el Gran Sacerdote y el Faraón penetraban. Equivale al Oriente de la Logia, dónde únicamente el Venerable Maestro, el Orador y el Secretario pueden sentarse.

-

-

La orientación del Templo variaba según los lugares y las épocas, y no era siempre Este/Oeste, - salida del Sol - contrariamente a lo que por lo general se cree, sino que muchas veces se orientaban hacia la dirección en que aparecían determinadas estrellas o constelaciones. El Templo Hebreo Sabido es por la Biblia que los hebreos vivieron en Egipto durante 400 años, y que luego lo abandonaron en la epopeya conocida como Éxodo. Los hebreos se guiaron por la arquitectura egipcia para edificar su Templo de Jerusalén. En verdad, fue gracias al conocimiento Egipcio que tal Templo pudo ser levantado. El Templo de Jerusalén estaba compuesto por: - el atrio de las mujeres seguido por el atrio de los sacerdotes, a cielo abierto; - el Hekal, parte cubierta, donde solo los sacerdotes de servicio penetraban; era precedido de un pilono y de dos columnas que evocan los obeliscos egipcios; esas dos columnas se llamaban: JAKIN y BOAZ; - el Debir, o Santo de los Santos, al que solo tenía acceso el Gran Sacerdote.

Templo de Salomon

18 El Templo Masónico El Templo masónico está compuesto por tres partes, de acuerdo a la tradición: - el ATRIO o PRONAOS más allá del cual los profanos no pueden penetrar; - el TEMPLO o NAOS , local de la Liturgia propiamente dicho, donde tienen acceso los Hermanos y las Hermanas Iniciados; en el ORIENTE donde toman asiento el Venerable Maestro, el Orador y el Secretario: - el SANTO DE LOS SANTOS, atrás del Venerable Maestro, lugar inaccesible En este Templo, al que ingresamos para adorar al Gran Arquitecto del Universo, reina un color predominante: el AZUL TURQUESA, característico del Rito Antiguo y Primitivo de Menfis Misraim. El color Azul evoca al Cielo, aun cuando el mismo nombre del Río NILO quiere decir AZUL, por razones esotéricas y no por su color real, que es amarronadorojizo. Descripción del Naos Luego de la puerta de entrada, las columnas JAKIN y BOAZ están colocadas en el interior del Templo. La Columna JAKIN debe ser de color rojo y está a la izquierda de quien entra; la Columna BOAZ debe ser de color blanco y está a la derecha. Las Columnas son de la altura del Templo. Los Altares de los Oficiales son cuadrilongos, recubiertos de azul turquesa, rodeados de una franja de un cm. de color violeta. El Altar del Primer vigilante está a la derecha de quien ingresa, y el del Segundo Vigilante está a la izquierda. Delante de la Columna JAKIN se colocará la silla del H.’. Guarda Templo. Frente al Segundo Vigilante están los asientos de la Columna del Norte para los Aprendices. Frente al Primer Vigilante están los asientos de la Columna del Sur o Mediodía para los Compañeros. Los Maestros pueden sentarse indistintamente en cualquier Columna. El Oriente se halla separado del resto del Templo por una grada compuesta por tres escalones. Comparten el Oriente el Venerable Maestro, el Secretario y el Orador. En la Columna del Norte se ubican los oficiales Maestro de Ceremonias (próximo al Oriente) y Hospitalario. En la Columna del Sur se ubican el H.’. Experto (próximo al Oriente) y el Tesorero. Mirando hacia el Oriente, tendremos el Altar del Venerable Maestro, a su izquierda el Secretario y a su derecha el Orador. Por debajo del Altar del Venerable Maestro, ubicado hacia su centro, se colocará una pequeña mesa denominada ALTAR DE LOS JURAMENTOS, que contendrá un Libro de la Ley, una Escuadra y un Compás.

19 Las paredes del Templo están pintadas de azul turquesa. El Templo está rodeado por la Cuerda de Nudos o cadena de unión de lazos de amor, que tendrá tres nudos al Norte, uno al Oriente y tres al Mediodía o Sur, terminando con una borla en cada extremidad, descendiendo antes y a lo largo de cada Columna. Sobre la pared de Oriente, detrás del Venerable Maestro, habrá una imagen de una Puerta de Marfil, sin cerradura aparente. La parte de la derecha de la Puerta estará recubierta con un velo azul transparente. La Puerta estará flanqueada por dos Pilares DJED o “Pilares ocultos de Osiris”. Encima de la Puerta se suspende el Delta (Triángulo equilátero dorado) con un punto negro en su centro. El techo del Templo es la representación del cielo. La Luna y el Sol se pintan en el techo si es esto posible (tradición propia de Menfis Misraim). En los Templos de otros Ritos, el Sol y la Luna se los representa en oriente. En el centro del Templo (el centro del Naos), hay un gran rectángulo de cuadrados blancos y negros, de ciento ocho casillas, (9 x 12), llamado Pavimento de Mosaicos. En los ángulos de dicho rectángulo se colocan en escuadra tres Columnetas de aproximadamente un metro de altura: dos hacia Occidente y una hacia Oriente. Sobre cada una de ellas se coloca un candelabro que permite dar una, dos o tres Luces de Orden, o sea, tres, seis o nueve en total. En el centro del cuadrilongo se coloca un Altar Triangular o SHEKINAH, conteniendo: - En el centro, un candelabro con una vela. - En la punta una cazoleta con brazas para el incienso. - En la base, según el Grado en que se trabaje, el Compás, la Escuadra y la Regla, de color dorados. Acerca del color Azul El color azul turquesa se relaciona con el elemento AIRE, evoca sensibilidad, receptividad, el ligero pensamiento de nuestras sutiles imaginaciones, la búsqueda hacendosa de la perfección moral. El azul distingue la morada de los Dioses, como en el antiguo Olimpo de los griegos. También encontramos este color siendo utilizado en la iconografía cristiana, como el velo y manto de la Virgen María, la moderna Isis. El Azul simboliza la Sabiduría Divina, aquella que en la Biblia se afirma que “en el principio estuvo ella con Dios”. Es entonces el Eterno Femenino, asiento de la Ciencia Suprema y de la Música de las Esferas. En los Templos Egipcios el color azul fue usado profusamente en los techos. Se encontraba sembrado de estrellas de cinco puntas, que encerraban el secreto del Número Áureo. En Catedrales góticas de Europa se ha perpetuado este simbolismo, sembrando estrellas sobre un fondo azul. En las necrópolis egipcias, en sus paredes pintadas de ocre bermellón, se dibujaban escenas del Juicio del Alma, en color azul, el color de la verdad. Si volteamos nuestra mirada al extremo Oriente, allí donde la Tradición continúa viva y perenne, encontraremos al dios VISHNU, naciendo del color azul, como pensamiento eterno. En Heráldica, el color azul representa lealtad, fidelidad y buena reputación. Otros colores que encontramos en los Templos Egipcios son el Blanco, el Bermellón, el Verde,

20 el Negro y el Oro. PRACTICAS GENERALES EN LOGIA Para el Maestro de Ceremonias Es el responsable por la disposición ritual de la Logia. Vela para que el material masónico esté en su lugar respectivo. En el ejercicio de su función, el Maestro de Ceremonias se mueve teniendo en la mano derecha el Bastón de ébano que toma por el mango de marfil vegetal, posando la punta naturalmente sobre el suelo a cada paso. Para los movimientos en Logia marca bien los ángulos en cada cambio de dirección, después del encendido de las velas. Posición de Orden: tomando el Bastón de ébano con la mano derecha, por el mango, colocar la punta del Bastón contra el pie derecho y extender el brazo para el lado derecho. Para el Experto Debe velar por la regularidad de la Liturgia. En los movimientos en Logia: toma la espada por el mango, con la mano derecha, el brazo izquierdo pendiendo naturalmente al lado del cuerpo. Posición al Orden: toma la espada por el mango, con la mano derecha, y lleva la mano a la altura del mentón, con la espada vertical. Para la apertura y cierre de la Logia El Maestro de Ceremonias y el Hermano Experto se colocan uno frente al otro, al pie de las gradas de Oriente, y con el brazo derecho extendido respectivamente, el Bastón de ébano y la Espada, que se cruzan en escuadra, en cuanto el Venerable Maestro anuncia la Apertura o Cierre de los Trabajos por la Batería y la Aclamación. La Cadena de Unión fraternal Se hace pasando el brazo derecho por encima del brazo izquierdo. Se realiza enlazando el Altar del Oriente, donde permanece el Venerable Maestro. Si no puede cruzar los brazos, los extiende a cada lado. El Primer y Segundo Vigilante cierran la Cadena en frente del Venerable Maestro. Según la cantidad de miembros, esta Cadena podrá rodear la Shekinah. Antes de salir de la Cadena de Unión se balancean los brazos tres veces. El Beso de la Paz Se origina en el Venerable Maestro, quien lo otorga por su derecha. El mismo va circulando de Hermano a hermano, hasta regresar al Venerable Maestro por su izquierda. Quien lo da coloca sus manos sobre los hombres de quien lo recibe y le da tres besos: el primero en la mejilla derecha, el segundo en la mejilla izquierda y el tercero en la frente. Aquel que lo recibe baja ligeramente la cabeza para el tercer beso. Uso de la Espada Cuando los Hermanos de las Columnas deben usar la espada, lo hacen con la mano izquierda, colocándose al Orden con el brazo derecho. Entrada en Logia El Guarda Templo ocupa su lugar en la entrada de la Logia, para recibir la Palabra de Pase del Primer Grado: TUBALCAIN.

21 El Maestro de Ceremonias dirige la procesión de ingreso haciendo ingresar primero a los Aprendices, seguidos de los Compañeros y terminando por los Maestros. Les hace dar tres vueltas alrededor del Templo. Luego el Maestro de Ceremonias va a buscar a los Oficiales del Templo, excepto al Venerable Maestro, con quienes dará también tres vueltas alrededor del Naos, ingresando en el siguiente Orden: 1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. Maestro de Ceremonias Experto Hospitalario Secretario Orador Segundo Vigilante Primer Vigilante

A continuación el Maestro de Ceremonias va a buscar al Venerable Maestro, a quien lleva directamente a su sitial en el Oriente. Salida de la Logia El Maestro de Ceremonias va a buscar al Venerable Maestro, quien sale directamente. Si existieren Visitantes ilustres en el Oriente, el Maestro de Ceremonias va a buscarlos y los conduce al Atrio directamente – sin dar las tres vueltas -, antes de buscar al Venerable Maestro de la Logia. Luego va a buscar a los Oficiales, quienes salen dando tres vueltas en sentido contrario al del reloj. Luego vuelve a buscar a los Hermanos, que saldrán en el orden de: Maestros, Compañeros y Aprendices, dando tres vueltas en el mismo sentido al igual que los Oficiales. Visitantes Ilustres Si no desean recibir las honras masónicas que le son debidas, el Maestro de Ceremonias va a buscarlos luego de la entrada del Venerable Maestro, y los conduce directamente al Oriente. El Venerable Maestro saluda con el Triple Abrazo Fraternal a los Visitantes y les indica el lugar que deben ocupar:   Dignatarios del Rito y Grandes Maestros de Obediencias Migas a su derecha. Grandes oficiales, Delegados, Venerables Maestros, a su izquierda.

La Cápita y el Saco de la Viuda El nuevo Masón al ingresar a una Logia, se encuentra con dos tipos de desembolsos pecuniarios que se le exigen. El primero de ellos es la contribución a los gastos de la Logia, y es la cuota o CAPITA, que era un antiguo impuesto por cabeza (del latín cabeza= “caput”). Este aporte históricamente fue establecido por Moisés durante el Éxodo, y era una suma necesaria para mantener el Tabernáculo, más tarde el Templo. Era un aporte obligatorio para todos los hombres de más de 20 años, estando exentos los esclavos y las mujeres. Los hebreos que habitaban fuera de Palestina contribuían igualmente, remitiendo su aporte antes de la época de la Pascua.

22 El segundo desembolso se denomina OBOLO y se realiza durante una Tenida de Logia, cuando a la orden del Venerable, el Hospitalario recorre las Columnas solicitando el aporte de los HH.’. al TRONCO DE LA VIUDA. ¿Qué significa esta expresión? El Templo de Jerusalén tenía en sus paredes ciertos conductos llamados SHAFAROTH, que daban directamente a la sala del Tesoro, y que servían para que los fieles depositaran sus donativos. Este dinero se usaba para todas las necesidades diarias del Templo, y también para socorrer a necesitados, viudas y huérfanos. Esta costumbre fue aplicada por los cristianos, que colocaban en la entrada de las Iglesias, troncos de árboles huecos, con una placa de hierro que servía para sellarlos, y que cumplían idéntica misión que la ya mencionada en el Templo de Jerusalén. En las iglesias actuales encontramos aberturas similares en las paredes, y cajas de madera o de hierro para recibir donativos. El nombre de OBOLO (unidad de medida de 0,72 gramos) viene de la mitología griega. Al morir, el alma debía presentarse en el Reino de los Muertos, y para ello tenía que atravesar la laguna Estigia (“Aborrecida”), y el río Aqueronte (“Temible”), usando la barca que timoneaba el barquero Caronte. Para no quedar errante en un plano intermedio, y poder llegar al campo de reposo eterno, había que pagar al barquero el precio del traslado a través del río. Los parientes o amigos del difunto, colocaban en la boca del muerto una pequeña moneda de un óbolo, a fin de que en el más allá, su alma pudiese pagar el precio a Caronte. ¿Quién es la Viuda? El significado de la VIUDA en Masonería es esotérico, y no se trata de la mujer que ha perdido a su esposo. El simbolismo más difundido es el que dice que HIRAM, primitivo arquitecto del Templo de Salomón, en Jerusalén, era hijo de una viuda. Y que por lo tanto, los Masones que descienden de las cofradías que construyeron este Templo, son sus hijos espirituales, y de allí, que los Masones en general se auto-denominan “HIJOS DE LA VIUDA”. Decoración de la Logia y de los Hermanos Es usual decir que los Hermanos y Hermanas “ADORNAN” las Columnas de la Logia. Cada Hermano y Hermana lleva puesto su Túnica de color negro, o en caso de no tenerla, deben vestir traje negro. Encima de esta Túnica se coloca el Mandil del Grado respectivo, y la Banda de Maestro para quienes tienen este Grado. El Mandil del Aprendiz es con la babeta levantada, y el Mandil del Compañero es con la babeta baja. El Maestro lleva el Mandil que le corresponde. Todos los Hermanos y Hermanas usarán GUANTES BLANCOS, que son aquellos que han recibido al ser iniciados. Detrás del Venerable Maestro, llama la atención un cuadro que representa una PUERTA DE MARFIL SIN CERRADURA, encuadrada por dos Columnas Egipcias, terminadas con el DJED o “PILAR OCULTO DE OSIRIS”. Entre las Columnas se coloca un tul azul transparente, que cubre parte de la Puerta. Sobre esta Puerta hay un DELTA con un PUNTO en su centro. En medio de la sala del Templo está el PAVIMENTO DE MOSAICOS, en cuadrados blancos y negros, de ciento ocho casillas. Encima del Pavimento de Mosaicos se colocan tres Columnas de aproximadamente un

23 metro de alto, dispuestas en escuadra. Una a la izquierda del Venerable Maestro, próxima a Oriente, y dos hacia el Oeste, formando la base de la escuadra. En sí es un triángulo rectángulo. Encima de cada Columna se coloca un candelabro para tres velas. Dependiendo del Grado en que se trabaje, se encenderá una, dos o tres velas. Esto hará que alumbren la Logia tres, seis o nueve Luces. En el centro del Pavimento de Mosaicos, y rodeado por las tres Columnas, se ubica un ALTAR TRIANGULAR, que representa un fragmento de Obelisco. Sobre el mismo se depositan el Compás y la Escuadra, dispuestos según el Grado en que se trabaje. Para el Grado de Aprendiz, la Escuadra se coloca encima del Compás. Sobre estos se coloca la Regla. La base del Altar Triangular mira hacia Oriente y la punta está dirigida hacia Occidente. En el centro del Altar se coloca una vela encendida. En una de las puntas se coloca un incensario para quemar el Incienso Sagrado. Los Altares de los Oficiales deben estar revestidos con tela color azul turquesa, orlados de violeta. Sobre el altar del Venerable se coloca un candelabro de siete velas, de las cuales se encienden tres, cinco o siete según el Grado en que se trabaja. Para el Grado de Aprendiz se encienden tres velas. En los Altares de los Vigilantes y del Secretario, habrá un candelabro para una sola vela. Todos los Oficiales llevan un Collar azul turquesa, orlado con una costura color violeta de un centímetro de ancho, del cual pende la Joya del cargo. Las Joyas deben ser de color DORADO. Las velas deben ser de color BLANCO. Incienso Masónico El Gran Maestro Robert AMBELAIN enseñó la fórmula para utilizar el incienso que mejor conviene a la armonía vibratoria de la Logia Masónica: El Perfume estará compuesto de : e Incienso pulverizado 3 partes e Mirra Pulverizada 2 partes e Benjui pulverizado 1 parte e Azúcar pulverizado ½ parte Regularidad Litúrgica Corresponde que el nuevo Aprendiz asista con regularidad a su Logia, para participar en los Rituales y Ceremonias que se realizan en el Templo Masónico. A medida que los practique de manera grupal, comprenderá los misterios de la Masonería compartiendo estas Ceremonias con sus Hermanos. No existe progreso masónico sin el Trabajo en la Logia, sin la participación, sin la asistencia, sin la elaboración de planchas o trazados que muestren a los Vigilantes que están ganándose su salario. La práctica del Ritual solamente puede efectuarse en la Logia; no exista “Logia en el hogar”. La Masonería es por excelencia una ciencia que se practica en común con otros Hermanos y Hermanas. Al participar en los Rituales, se manejan planos sensibles, se ingresa a planos sutiles y somos como las abejas que liban el néctar de una flor, para preparar entre todas la miel de la colmena.

24 El Ritual debe ser vivido intensamente, y para eso está la Logia. De nada sirve leerlo, como no sirve mirar el diseño eléctrico de una radio para escuchar las canciones que ella transmite. Se espera que cada Oficial aprenda y conozca su participación específica en cada Ceremonia, y en lo posible, de memoria, para evitar cualquier tipo de interrupción o desnaturalización de la liturgia. El texto del Ritual debe ser entendido intelectualmente, y comprendido espiritualmente, de modo que pueda ser vivido emocionalmente. En cada Tenida de Logia los gestos y las palabras se repiten, buscando la exactitud y la perfección. Los instrumentos deben estar exactamente en sus lugares. Todos debe estar en su sitio, siendo una gramática que se construye con los elementos de la Logia. Si fallamos en colocar cada cosa en su lugar, entonces se pierde la armonía del conjunto. Es gracias a que imponemos un orden y una belleza que nace de dicho orden, que se traslada lo que está afuera a lo que está dentro de cada uno de nosotros. Así podemos hacer reinar el orden en nuestro interior. Se espera que los Aprendices aprendan como primer tarea, la disposición y armado de la Logia, colaborando con los Oficiales en su cuidado y manutención. Para ello se estila hacerlos llegar con una hora de anticipación para que contribuyan con su esfuerzo, al cuidado de la Logia, antes de la llegada de los Compañeros y Maestros. Esto, además de ser parte del trabajo del Aprendiz, es un trabajo moral sobre los aspectos negativos de la soberbia y la vanidad, para practicar la humildad y el respeto a los superiores. La Logia será tan grande y tan bella como queramos cada uno de los Hermanos que la componemos. Logias bellas y ordenadas hablan de la dedicación y esfuerzo de sus miembros. Abonar la cuota mensual como miembro de la Logia es una obligación moral, es un deber masónico. Sin ella no será posible sostener financieramente el Templo, y éste comenzará a derrumbarse. Cuanto más avanza un Masón en el sendero masónico, mayores son sus deberes en relación a la Logia. Los cargos de Oficiales no pueden rehusarse. Es impensable que un Hermano no quiera colaborar como Oficial de la Logia. Estos cargos no son “honores”, son cargas de trabajo, requieren tiempo y dinero, y son realizadas con amor, pues sin él, nada podría hacerse. El tiempo que se requiere para ser elevado a Compañero es tradicionalmente de un año, pudiendo acortarse en función del progreso que demuestre el Aprendiz. Pero este tiempo de aprendizaje nunca será un tiempo muerto, o un tiempo perdido, por más que le parezca al Aprendiz que está realizando tareas menores, pues primero hay que ser probado en lo menor antes de ser probado en lo mayor. Con el ingreso de cada nuevo Aprendiz, los Hermanos de más edad se regocijan, y se sienten tan felices como cuando en una familia nace un niño: en verdad, ese nuevo Aprendiz es un NEOFITO, una nueva planta que cuidarán los Jardineros de la Logia. La esencia del Grado de Aprendiz es la HUMILDAD, pues sin ella no es posible ascender realmente a los Grados superiores. Es una cualidad muy difícil de cultivar, y hemos conocido a muchos Hermanos que abandonaron el Sendero de la realización masónica por haber cultivado en cambio la soberbia. Actitudes corporales en Logia Nuestras enseñanzas nos dicen que lo exterior influye sobre lo interior, así como lo

25 interior influye sobre lo exterior. De allí que la práctica regular de los Rituales masónicos influye sobre nuestra personalidad. Las posiciones de nuestro cuerpo influyen directamente en nuestra actividad consciente y nos predisponen a favor o en contra. En Masonería encontrarán muchas disposiciones corporales, cuyos significados y aplicaciones se desdoblan en planos sutiles de realización. El Masón debe aprender qué significa cada postura y cómo influye en su interior. Las posiciones del Aprendiz son: 1. La Marcha del Aprendiz: en nuestro Rito se hace con el pie derecho adelante, dando tres pasos iguales. 2. El signo de Orden del Aprendiz 3. La forma de sentarse en Logia La postura de los Hermanos sentados es similar a la que se ve en las estatuas egipcias. Ella consiste en: Sentarse manteniendo vertical la columna vertebral, nuestro propio “axis mundi”; Descansar naturalmente los hombros y los brazos a lo largo del cuerpo; Colocar los antebrazos y las manos abiertas (palmas para abajo) sobre las rodillas. Los pies deben permanecer separados, sin juntarse ni entrecruzarse.

Importancia de la correcta respiración A continuación deben prestar atención a la respiración. Una postura rígida y tensa cansará al Hermano, y dispondrá su mente al nerviosismo, haciendo que su respiración sea breve e irregular. No podrá armonizarse con el Ritual. Si se relaja demasiado, corre el riesgo de dormirse en la Logia, lentificando su mente y dejando de prestar atención a lo que sucede. No estará participando del Ritual. La respiración cumple un importante rol fisiológico y psicológico, como lo han aprendido los Maestros de la India, que han

26 cultivado la Ciencia de la Respiración. La simple postura de permanecer sentado tal como hemos descripto, es la más apropiada a los occidentales. Debemos respirar con regularidad y calmadamente. Observando la inspiración y la espiración, estamos poniendo en movimiento el Soplo Divino, sin el cual no existiría la emisión del Sonido, que es el medio en que se transmite la Palabra. En cada Grado Masónico hay dos Palabras: la Palabra Sagrada que vibra en el Plano Espiritual, y la Palabra de Pase, que vibra en el Plano Material. Al pronunciar estas Palabras, las energías circulan en el Templo Exterior – la Logia – y en el Templo Interior – el cuerpo humano. Mientras dure el período de aprendizaje en el silencio, se cultiva la Respiración. En los Grados de Compañero y Maestro, dicho silencio ha sido reemplazado por el derecho al habla, y el Masón habrá aprendido que debe hablar en el momento justo y con las palabras adecuadas. Ni más ni menos, lo justo. El Ágape Masónico Es tradicional en Masonería que al término de cada ceremonia de iniciación, y muchas veces al término de cada Tenida, se celebre una fiesta fraternal en la que los Hermanos y Hermanas compartirán comida y bebida, sirviendo de esparcimiento y sana camaradería. A esta cuasi ceremonia se la llama AGAPE FRATERNO. La palabra “Ágape” viene del griego y significa “amor cantado”. Es una de las personificaciones del amor que animaba las fiestas. No se tiene que confundir este refrigerio en común con los Banquetes Rituales Masónicos, que tienen sus fechas precisas y sus ceremoniales particulares en los solsticios de invierno y verano. Es usual que el Ágape masónico comience con siete brindis que son dirigidos por el Venerable y demás oficiales de la Logia, antes de liberar a los Hermanos y Hermanas a su voluntad. El Ágape se usó también en ceremonias fúnebres, y en los Templos de Egipto, Grecia, Roma y entre los hebreos, los restos de las víctimas sacrificadas a los dioses, eran consumidas por los fieles, siendo distribuidos por los sacerdotes. Joseph de Maistre escribió en su “Noches de San Petersburgo” (décima parte): “¿Reflexionaste alguna vez al respecto de la importancia que los hombres atribuyen siempre a la refacción hecha en común?. La mesa, dice un antiguo proverbio griego, es la intermediaria de la amistad. Ningún tratado, ningún acuerdo, ninguna fiesta, ninguna ceremonia de cualquier especie, aún la fúnebre, debería ser sin refacción. ¿Por qué la invitación dirigida a una persona, que almorzaría igualmente bien en su casa, es considerada una gentileza?. ¿Por qué es más honroso estar sentado a la mesa de un príncipe que estar sentado en otro lugar próximo a él? Desciende del palacio del monarca europeo a la cabaña del cacique, pasa de la más alta civilización a los rudimentos de la sociedad, examina todas las clases, todas las condiciones, todos los caracteres, por todas partes encontraras las refacciones colocadas como una especie de religión, como una teoría de respeto, de benevolencia, de ceremonial, con frecuencia política, teoría que tiene sus leyes, sus observaciones, sus delicadezas muy marcadas. Los hombres no encontraron señal de unión más expresiva que el de reunirse para tomar una nutrición en común. Esta señal parece exaltar el lazo que acerca a la

27 unidad. Este sentimiento universal es adoptado por la religión cristiana para hacer de él la base de su principal misterio y como toda refacción, siguiendo el instinto universal, era una comunión de la misma taza, hace a la vez que esa común unión lo sea. Para la vida espiritual como para la vida corporal, la nutrición es necesaria. El mismo órgano material sirve para uno y otro. En este banquete todos los hombres se tornan UNO saciándose con un alimento que es uno y que es todo en todo. Los antiguos países, sensibles hasta un cierto punto a esa transformación en la unidad, dirigen sus comparaciones a la espiga y a la uva, que son los materiales del misterio. Pues así como varios granos de trigo o de uva hacen un pan o una bebida, también así ese pan y ese vino místicos que nos son presentados en la mesa santa, quiebran el YO y nos absorben en su inconcebible unidad”. En toda Grecia, Roma y Asia Menor se celebraron innumerables festividades, en las cuales los asistentes comían y bebían religiosamente. Algunas de ellas que citaremos de entre la gran cantidad que se realizaron son: Las Cerealias, que tenían lugar en el mes de agosto y se ofrecían a Ceres las primicias de la cebada. Las sacerdotisas de la diosa se vestían de blanco, y efectuaban rondas rituales de incienso, tortas de trigo, cebada y miel. Las Aireenas tenían lugar en Atenas, en honor a Dionisios y Ceres, a quienes se ofrendaban las primicias del vino y de los cereales. En Roma se acostumbraba a honrar a Ceres con las primicias de los granos en un festival llamado florifertum. El 21 de abril los pastores del Lacio efectuaban las palilias, para conmemorar la fundación de Roma. Se dedicaban a Pales, diosa de los pastores y los ganados. Por la noche, junto a las hogueras, los participantes cantaban, danzaban y se divertían. Entre los fieles de Mitra, a cada recepción de un nuevo misto el acontecimiento era festejado con una refacción fraterna en el curso de la cual se conservaban las vestimentas litúrgicas, pero sin la práctica ritual. Los animales utilizados para la refacción eran sacrificados en la cripta del templo. En los misterios de Osiris – que era llamado la Gran Víctima - se sacrificaba un toro que se había convertido en dios por los ritos. Reencontramos ese tema en Jesús y el cordero pascual. Después de la ofrenda de una parte del animal, el resto era consumido durante una refacción fraterna y ritual por los iniciados en los misterios. En el curso de ese ritual se ofrecía vino a Osiris. Una parte era bebida durante la recepción. (En la misa hostia = cuerpo de dios y vino = su sangre). En la Biblia leemos que Jacob y Laban repartieron territorios sobre los cuales pudieran pastar sus rebaños. Para sellar su acuerdo ellos invocaron “al dios de su país”, colocaron un montículo de piedras sobre el cual hicieron un refacción y prestaron juramento. Después de la cena Pascual, Jesús renovó el rito de Melquisedec del pan y del vino (cena = misa). En el Antiguo Testamento Melquisedec (“rey justo” o “rey de la justicia”) practica el rito del Pan y del Vino = misa (Gen. 14:18). Ese rito se practicaba antes o después del ágape, según las épocas y las sectas hasta el siglo III. En ese momento la refacción es llamada “ágape”, o comunión. Esa comunión fue separada del ágape para convertirse en el punto más importante de la misa. Debido a que estas festividades degeneraron en orgías, la Iglesia prohibió estas

28 reuniones. Clemente de Alejandría prohibió el ágape y lo sustituyó por el ayuno antes de la comunión y de la misa, en las que se comulgaba originalmente en los dos aspectos del pan y del vino. (Se comulga aún hoy bajo las dos especies entre los Coptos y los Ortodoxos).

29

EXTRACTO DE LA INTRODUCCIÓN A LAS CONSTITUCIONES DE ANDERSON Redactadas en Londres en 1723 Traducción del Hermano De La Tierce “Un masón está obligado, en virtud de su título, a obedecer a la Ley Moral; y si entiende bien el Arte, jamás será un Ateo necio o un Libertino religioso. “En los tiempos antiguos los Masones eran obligados, en cada país, a profesar la Religión de su patria o nación, cualquiera que fuese. “Pero hoy, dejando a él mismo sus opiniones particulares, se los inclina únicamente a seguir la Religión sobre la cual todos los hombres están de acuerdo. “Ella consiste en ser bueno, sincero, modesto y honrado, independiente de la denominación o creencia particular por la cual se lo pueda distinguir. “De donde se sigue que la Masonería es un centro de Unión y el medio de conciliar una sincera amistad entre las personas que sin eso jamás podrían haberse convertido en familiares…”

30

Grandes Constituciones y Reglamentos Generales de la Orden del Rito Antiguo y Primitivo de

Menfis-Misraim
PROCLAMACIÓN Hombre, tu tienes dos oídos para oír el mismo sonido, dos ojos para percibir el mismo objeto, dos manos para ejecutar el mismo acto. De igual modo, la Ciencia Masónica, Ciencia por excelencia es esotérica y exotérica. El esoterismo constituye el pensamiento, el exoterismo la estructura. El exoterismo se aprende, se enseña, se da; el esoterismo no se aprende, no se enseña ni se da : él viene de lo ALTO. PRINCIPIOS GENERALES (ART. 1 AL 9) 1. La Francmasonería del Rito Antiguo y Primitivo de Menfis-Misraim, institución humanitaria, filosófica, iniciática y espiritual, tiene por base esencial la creencia en un Poder Supremo expreso e invocado bajo el nombre de : GRAN ARQUITECTO DEL UNIVERSO
O

SUBLIME ARQUITECTO DE LOS MUNDOS 2. Ella no impone ningún límite a la libre búsqueda de la Verdad, y es para garantizar esta libertad, que exige de todos la tolerancia. 3. La Francmasonería recuerda a todos sus miembros que respetar las leyes del país en que habitan y considera la obligación de trabajo como una ley imperiosa. 4. La Francmasonería es una asociación de hombres y mujeres independientes, libres y de buenas costumbres, que siguen sus propias conciencias, y que se comprometen a poner en práctica un ideal de paz, de amor y de fraternidad. 5. La Francmasonería tiene por finalidad el perfeccionamiento moral y espiritual de la humanidad por medio de la propagación de una verdadera filantropía, por el empleo de usos y de las formas simbólicas y esotéricas, que no pueden ser reveladas y explicadas sino por la Iniciación. 6. Su objetivo es la aplicación del ARTE REAL formando Iniciados, alejados de cualquier dominación, libres, soberanos maestros de sí mismos, que con independencia, sin sufrir la tiranía de los preconceptos reinantes, teniendo controlado el yugo de las pasiones y concientes de su responsabilidad. 7. La Francmasonería extraña a toda influencia sectaria, impone a todos sus miembros el respeto a los otros, cualquiera que sean sus opiniones, a fin de constituir un centro permanente de unión fraternal donde reine una armonía perfecta de pensamiento. 8. La Francmasonería de la Orden del Rito Antiguo y Primitivo de MENFIS-MISRAIM admite a mujeres en igualdad absoluta con el hombre. 9. Los Francmasones se reúnen en Asambleas que toman el nombre genérico de Logias para trabajar ritualísticamente con celo y asiduidad.

31 El Juramento Masónico Es pronunciado en el día de la iniciación por el nuevo Aprendiz, en un estado psicológico especial. No es posible olvidar tan sagrado Juramento, y en el transcurso de su vida masónica, habrá de escucharlo muchas veces, al asistir a nuevas Recepciones, ya sea como Aprendiz, o habiendo sido elevado a Compañero o exaltado a Amaestro. Este Juramento debe estar presente a lo largo de nuestra vida, y es bueno releerlo y meditar sobre él. El Juramento es también una guía de realización masónica, pues establece la conducta y comportamiento que el nuevo Hermano deberá cumplir mientras adhiera a los principios de la Orden Masónica en la que ha ingresado. Trascendencia del Juramento de Ingreso en la Orden Masónica Meditemos sobre algunas implicancias del Juramento Masónico  ... “A partir de este instante, contribuiré a expandir las enseñanzas que reciba, a fin de que una luz plena esclarezca la senda de los Hombres, mis Hermanos y Hermanas, sin hacer distinciones sociales, políticas, raciales, religiosas o de nacionalidades.  “Prometo esforzarme por dar el ejemplo de todas las virtudes, sacrificando por adelantado, todo vano deseo de honores, ambiciones y vanidades.  “Y ello no por orgullo estéril, sino por el sólo deseo de inspirar a todos el deseo de adquirirlas.  “Practicaré la Fraternidad humana en toda su amplitud para demostrar sus beneficios.  “Seré el apoyo del débil, el adversario de la injusticia, y de la explotación del hombre por el hombre, oponiéndome a toda violencia inmerecida, provenga de donde proviniere, ya sea que se ejerciere sobre el cuerpo o sobre el alma.  “Pido al Sublime Arquitecto de todos los Mundos, apoyándome en los símbolos vivientes que toco con mi mano, que me ayude a conservar fiel a esta promesa”.

32 Las Tres Preguntas de la Cámara de Reflexiones Señor: Tenga la bondad de responder por escrito a las siguientes preguntas del Testamento Filosófico de la Orden... Considerando que la Filosofía lleva a concebir, y la observación a admitir, la probable existencia de una Inteligencia que rige en todo el Universo, Inteligencia cuya luz elemental es probablemente la primera manifestación tangible y el agente creador y organizador de la Materia Universal; considerando que esa Inteligencia Divina ordena y dirige este Universo para una finalidad cuyas distantes perspectivas sobrepasan la débil inteligencia humana;  Primera Pregunta:¿Cuáles son, a vuestro entender, los deberes del Ser Humano para con esa Inteligencia, que las religiones humanas llaman Dios, que los pitagóricos calificaban como “el Dios que Geometriza”, y que, por esto mismo, la Francmasonería denomina “El Gran Arquitecto del Universo”?.

Considerando que la antigua Tradición Hermética y la Ciencia moderna enseñan que la vida reside efectivamente en los tres reinos de la Naturaleza: mineral, vegetal y animal, de lo infinitamente pequeño a lo infinitamente grande; considerando que sea altamente probable que la Naturaleza equilibre, dentro del Plano Universal y de sus diversas finalidades, las manifestaciones vitales intervinientes;  Segunda Pregunta:¿Cuáles son, a vuestro entender, los deberes del Ser Humano para con el Universo?

Considerando también muy probable que el ser humano sea en el planeta, por su inteligencia, por su razón y por sus posibilidades materiales innegables, el reflejo de esa Inteligencia Universal que rige en todo el Universo; considerando igualmente que cada individualidad humana no es, en última instancia, sino el pequeño reflejo de la colectividad humana total llamada Humanidad;  Tercera Pregunta: ¿Cuáles son, a vuestro entender, los deberes del Ser Humano para consigo mismo en primer lugar, y para con la Humanidad?

33 Fechas y Calendario Masónico Era Vulgar (E∴ V∴ ) Era Masónica (E∴ Mas∴ ): Las fechas indicadas según el calendario civil son, en general, en los textos Mas∴ rituales (actas de las Sesiones o Pl∴ Grabadas, por ejemplo) seguidas de esta abreviatura V∴ L∴ (Verdadera Luz). En el Rito de MenfisMisraim se usa el término “Luz de Egipto” (ejemplo: “21° días del mes de Paophi, del año 5992 de la Luz de Egipto”). La Tradición masónica agrega 4000 años al milésimo de año. En tanto, otra Tradición, propia del Rito de Menfis-Misraim, que no es seguida por todas las Logias, hace comenzar su cronología en el año 1292 antes de nuestra era, fecha en que Ramsés II asumió el trono de Egipto. En esta segunda cronología el año 2000 es, por lo tanto, el año de 3292. Calendario especifico en uso en el seno del Rito Antiguo y Primitivo de MenfisMisraim (Hemisferio Oriental) Estación Schâ: OTOÑO 1° mes: Thot 2° mes: Paophi 3° mes: Hathyr 4° mes Choiak Estación Pre: INVIERNO 5° mes: Tybi 6° mes: Mechir o Mekhein 7° mes: Phamenoth 8° mes: Pharmouthi comienza el 29 de agosto comienza el 28 de septiembre comienza el 28 de octubre comienza el 27 de noviembre

comienza el 27 de diciembre comienza el 26 de enero comienza el 25 de febrero comienza el 27 de marzo

Estación Schemon: PRIMAVERA 9° mes: Pakhous (o Pachons) comienza el 26 de abril 10°mes: Psyri (o Payni) comienza el 26 de mayo 11°mes: Epiphi (o Epeiph) comienza el 25 de junio 12°mes: Mesori (o Mesore) comienza el 25 de julio El año egipcio contaba sólo con 360 días, por lo tanto se completaba hasta el 23 de agosto. Entre esa fecha y el 29 de agosto, inicio del nuevo año, se situaban los 5 días llamados Epagômenos. - Primer día Epagômeno, 24 de agosto: Nacimiento de Osiris. - Segundo día Epagômeno, 25 de agosto: Nacimiento de Horus. - Tercer día Epagômeno, 26 de agosto: Nacimiento de Seth. - Cuarto día Epagômeno, 27 de agosto: Nacimiento de Isis. - Quinto día Epagômeno, 28 de agosto: Nacimiento de Nephthys.

34 Algunas abreviaturas y Elementos de la “Gramática Masónica” Los ∴ son, para ciertos autores, un recordatorio del Compañerismo (Compañonazgo). Para otros no sería más antiguo que el siglo XVIII. Es, en todo caso, un símbolo masónico importante: los ∴ representan el Delta o el Triángulo. Estos son algunos ejemplos: H∴ : Hermano Or∴ : Oriente V∴ L∴ : Verdadera Luz E∴ V∴ : Era Vulgar R∴ L∴ : Respetable Logia Trab∴ : Trabajo L∴ : Luz Frat∴ : Fraternal, Fraternidad V∴ M∴ : Venerable Maestro Vig∴ : Vigilante Orad∴ : Orador Sec∴ : Secretario Prof∴ : Profano Plan∴ : Plancha (Trabajo presentado en Logia) Vis∴ : Visitante Bal∴ : Balaustre A L∴ G∴ D∴ G∴ A∴ D∴ U∴ A la Gloria del Gran Arquitecto del Universo A L∴ G∴ D∴ S∴ A∴ D∴ M∴ A la Gloria del Sublime Arquitecto de los Mundos P∴ T∴ L∴ N∴ Q∴ N∴ S∴ C∴ Por todos los Números que nos son conocidos E∴ S∴ N∴ Y∴ B∴ L∴ A∴ D∴ R∴ A∴ Y∴ P∴ D∴ M∴ M∴ En su nombre y bajo los Auspicios del Rito Antiguo y Primitivo de Menfis-Misraim. Indicaciones de Plural: En general se doblan las letras. Algunos ejemplos: HH∴ (Hermanos), QQuer∴ HH∴ (Queridísimos Hermanos), RResp∴ HH∴ (Respetables Hermanos), RResp∴ LLog∴ (Respetables Logias).

35

INSTRUCCIÓN DEL PRIMER GRADO
Orden Estando de pie, colocar la mano derecha abierta sobre la garganta, los cuatro dedos unidos y el pulgar separado formando una escuadra del lado derecho de la garganta, el brazo izquierdo al costado del cuerpo. Estando al Orden, retirar la mano horizontalmente hasta el hombro derecho y dejarla caer a lo largo del cuerpo, lo que forma una escuadra. Con la mano derecha tomar la derecha del interlocutor, presionar levemente con la extremidad del pulgar en la primera falange del índice, dando tres golpes con un movimiento invisible, los dos primeros rápidos y el tercero mas espaciado.

Signo

Toque

Palabra Semestral El Soberano Gran Maestro elige la Palabra Semestral y la remite a las Logias de la Obediencia cada semestre Marcha Estando al Orden, el cuerpo levemente de lado, dar tres pasos al frente, partiendo con el pie derecho y uniendo el izquierdo a cada paso, talón contra talón, después hacer la señal de salutación al V∴ M∴ y los VVig∴ y permanece al Orden.

Batería

00-0

Aclamación ¡Libertad! - ¡Igualdad! - ¡Fraternidad! Las Logias que lo deseen podrán agregar: ¡Unidad! - ¡Estabilidad! – ¡Continuidad! Edad Insignia Tres años Delantal Blanco, con la babeta levantada.

36 Instrucción del Primer Grado P - ¿Sois Francmasón? R - MIS HERMANOS Y HERMANAS ME RECONOCEN COMO TAL. P - ¿Cuáles son los principios de un Francmasón? R - La Tolerancia mutua, el respeto de si mismo y de los otros, la absoluta libertad de conciencia P - ¿Cómo reconoceré que sois Masón? R - POR MIS SIGNOS, PALABRAS Y TOQUES. P - ¿Cómo se hace el signo? R - POR ESCUADRA, NIVEL Y PERPENDICULAR (hace el Signo). P - Dame la palabra de pase R - TUBALCAIN P - ¿Qué significa eso? R - ES EL NOMBRE DEL PRIMER HOMBRE QUE, SEGÚN LA LEYENDA BÍBLICA, TRABAJÓ LOS METALES. P - Dame la Palabra Sagrada R - NO SE LEER NI ESCRIBIR, SOLO SE DELETREAR, DAME LA PRIMERA LETRA, YO TE DARÉ LA SEGUNDA. P-J R-A P-K R-I JUNTOS - JAKIN P-N

P - ¿Dónde fuiste recibido Francmasón? R - En una Logia Justa y Perfecta. P - ¿Y qué es necesario para que una Logia sea Justa y Perfecta? R - Tres la dirigen, cinco la iluminan, siete la tornan justa y perfecta. P - ¿En qué trabaja el Aprendiz? R - En desbastar la piedra bruta P - ¿Qué se hace en la Logia? R - Elevar Templos a la virtud y cavar sepulturas al vicio. Nota: Las respuestas escritas en negrita deben ser dadas textualmente.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful