indice 1753.

indd 3 6/5/10 2:02 AM
CISA / Co

mu

ni

ca

ción e In for ma ción, SA de CV
CON SE JO DE AD MI NIS TRA CIÓN: Pre si den te, Ju lio Sche rer Gar cía; Vi ce pre si den te, Vi cen te Le ñe ro;
Te so re ro, En ri que Ma za


DI REC TOR: Ra fael Ro drí guez Cas ta ñe da
SUB DI REC TOR DE IN FOR MA CIÓN: Salvador Corro
SUB DI REC TORA DE COMERCIALIZACIÓN: María Scherer Ibarra
SUB DI REC TOR DE ADMINISTRACIÓN: Humberto Herrero
SUB DI REC TOR DE FINANZAS: Alejandro Rivera
ASIS TEN TE DE LA DI REC CIÓN: Ma ría de los Án ge les Mo ra les; ayudante, Marlon Mejía
ASIS TEN TE DE LA SUBDI REC CIÓN DE INFORMACIÓN: Gra cie la Ze pe da
COORDINADORA DE FINANZAS DE RE DAC CIÓN: Be a triz Gon zá lez
EDI CIÓN Y CORRECCIÓN: Alejandro Pérez, coordinador; Gerardo Albarrán de Alba; Cuauhtémoc
Arista, Tomás Domínguez, Ser gio Lo ya, Enrique de Jesús Martínez
REPORTEROS: Carlos Acosta, Mi guel Ca bil do, Jorge Carrasco, Jesusa Cervantes, Patricia Dávila,
Gloria Leticia Díaz, Álvaro Delgado, José Gil Olmos, Ale jan dro Gu tié rrez, José Daniel Lizárraga, Ra úl
Mon ge, Ricardo Ravelo, Ro dri go Ve ra, Rosalia Vergara, Jenaro Villamil
CO RRES PON SA LES: Campeche, Rosa Santana; Co li ma: Pe dro Za mo ra; Chiapas, Isaín Mandujano;
Gua na jua to: Ve ró ni ca Es pi nosa; Guerrero, Ezequiel Flores Contreras; Jalisco, Fe li pe Co bián;
Michoacán, Francisco Castellanos; Nuevo León, Luciano Campos, Arturo Rodríguez; Tabasco: Ar-
man do Guz mán; Tamaulipas, Ma. Gabriela Hernández; Veracruz, Regina Martínez
IN TER NA CIO NAL: Ho me ro Cam pa, coordinador; Corres pon sa les: Buenos Aires: Santiago Igartúa;
Madrid: Alejandro Gutiérrez; Pa rís: An ne Ma rie Mer gier; Washington: J. Jesús Esquivel
CULTU RA: Ar man do Pon ce, edi tor; Ju dith Ama dor Tello, Ja vier Be tan court, Blan ca Gon zá lez Ro sas,
Estela Leñero Franco, Isa bel Le ñe ro, Ro sa rio Man za nos, Samuel Máynez Champion, Jor ge Mun guía
Es pi tia, Jo sé Emi lio Pa che co, Al ber to Pa re des, Eduardo Soto Millán, Ra quel Ti bol, Flo ren ce Tous saint,
Rafael Vargas, Co lum ba Vér tiz de la Fuente; asistente, Niza Rivera Medina; cultura@proceso.com.mx
ES PECTÁCU LOS: Ro ber to Pon ce, co or di na dor. espectaculos@proceso.com.mx
DEPORTES: Alejandro Caballero, Coordinador; Raúl Ochoa, Beatriz Pereyra
FO TO GRAFÍA: Marco Antonio Cruz, Coordinador; Fotógrafos: Ger mán Can se co, Miguel Dimayuga,
Ben ja mín Flo res, Oc ta vio Gó mez, Eduardo Miranda; ar chi vo histórico, Fran cis co Da niel; asistente,
Au ro ra Tre jo; auxiliar, Violeta Melo
AU XI LIAR DE RE DAC CIÓN: Á ngel Sán chez
AYU DAN TE DE RE DAC CIÓN: Da mián Ve ga
ANÁLI SIS: Co la bo ra do res: John Ackerman, Ariel Dorf man, Sabina Berman, Jesús Cantú,De ni se
Dres ser, Miguel Ángel Granados Chapa, Marta Lamas,Pa blo La ta pí Sa rre, Car los Mon si váis, Car los
Mon te ma yor, Rafael Segovia, Ja vier Si ci lia, En ri que Se mo, Er nes to Vi lla nue va, Jorge Volpi; car to nis tas:
Gallut, Helguera, Hernández, Na ran jo, Ro cha
CENTRO DE DOCUMENTACIÓN: Ro ge lio Flo res, co or di na dor; Juan Car los Bal ta zar, Li dia Gar cía,
Leoncio Rosales
CO RREC CIÓN TIPOGRÁFICA: Jor ge Gon zá lez Ra mí rez, co or di na dor; Se ra fín Dí az, Ser gio Da niel
Gon zá lez, Pa tri cia Po sa das
DI SE ÑO: Ale jan dro Val dés Ku ri, co or di na dor;Fer nan do Cis ne ros Larios, An to nio Foui lloux Dá vi la,
Ma nuel Foui lloux Ana ya, Ernesto García Parra
COMERCIALIZACIÓN
PU BLI CI DAD: Ana María Cortés, administradora de ventas; Eva Ánge les, Ru bén Báez eje cu ti vos de
cuen ta. Tel. 5636-2077 / 2091 / 2062
se ma na rio de in for ma ción y aná li sis
Foto Portada: Germán Canseco
Índice
NARCOTRÁFICO /CHIHUAHUA
6 Y Juárez se pasó al otro lado... /Patricia Dávila
10 Cien días de inopia federal /Marcela Turati
NARCOTRÁFICO /FINANZAS
16 El narcodinero, puntal de la
banca estadunidense /J. Jesús Esquivel
JUSTICIA
20 Greg y su esposa: traficantes de cubanos
/Juan Balboa y Juan Veledíaz
ESTADOS /SONORA
24 El jinete de la corrupción
/José Gil Olmos
CORRUPCIÓN
28 Onésimo: transa, hasta con los cadáveres
/Rodrigo Vera
PRESIDENCIA
32 Los Pinos, inamovible: no da a conocer
los bienes de Margarita /Daniel Lizárraga
DIPLOMACIA
36 La “embajadora” de oropel
/Jorge Carrasco y J. Jesús Esquivel
INTERNACIONAL /MEDIO ORIENTE
40 We are pacifists!, We are pacifists!
/Anne Marie Mergier
46 Operación asfixia /Leonardo Boix
ANÁLISIS
50 Las tareas de Sísifo /Olga Pellicer
51 Y vino la masacre /Naranjo
52 ¿Qué esconden? /Denise Dresser
53 Greg a las urnas /John M. Ackerman
40
16
indice 1753.indd 4 6/5/10 2:02 AM
VEN TAS y MERCADOTECNIA: Margarita Carreón, gerente Tel. 56 36 20 63. Lucero García, Norma
Velázquez. Circulación: Mauricio Ramírez, Gisela Mares. Tel. 5636-2064. Pascual Acuña, Fernando
Polo, Andrés Velázquez. Suscripciones: Cristina Sandoval Tel. 5636-2080. Delfina Cervantes, Luis
Coletor, Ulises de León.
ATENCIÓN A SUSCRIPTORES (Reparto): Lenin Reyes Tel. 5636-2065. Julio Aguilar, Jonathan García.
ADMINISTRACIÓN. RECURSOS HUMANOS: Luz María Pineda, coordinadora
SIS TE MAS: Jor ge Suá rez, gerente; Eduardo Alfaro, Betzabé Estrada, Javier Venegas
AL MA CÉN y PRO VE E DURÍA: Mer ce des Gue rra, co or di na do ra; Ro ge lio Val di via
MANTENIMIENTO: Miguel Olvera, Victor Ramírez
FINANZAS. CON TA BI LI DAD: Ma ría Con cep ción Al va ra do, Christian Arcos, Rosa Ma. García, Edgar
Hernández, Fe li pe Suá rez, Ra quel Tre jo Ta pia
COBRANZAS: Sandra Changpo, jefa; Raúl Cruz
OFI CI NAS GE NE RA LES: Re dac ción: Fre sas 13; Ad mi nis tra ción: Fre sas 7, Co l. del Va lle, 03100 Mé xi co, DF
CON MU TA DOR GE NE RAL: Ka ri na Ure ña; 5636-2000
FAX: 5636-2019, Dirección; 5636-2055, Subdirección de Información; 5636-2086, 5636-2028, Redacción.
AÑO 33, No. 1753, 6 DE JUNIO DE 2010
IM PRE SIÓN: Impresora Transcontinental de México; Durazno 1, Col. San José de las Peritas 16010
México DF.
DIS TRI BU CIÓN: Voceadores DF y Zona Metropolitana: Comunicación Telefónica en Línea, SA de CV. Tel.
5535-0732. Voceadores Puebla, Pue.: Jorge López Morán; Tel. 467-4880. Resto de la República y Locales
Cerrados: Publicaciones Citem, SA de CV. Tel. 5366-0000.
EDI TO R EN JEFE: Raúl Monge; Editores: Miguel Ángel Vázquez, Jorge Pérez, Manuel Robles, Concep-
ción Villaverde; asis ten te: Ma ría Ele na Ahe do; Tels.: 5636-2087, Fax: 5636-2006
EDITOR: Marco Antonio Cruz; Dirección: www.procesofoto.com.mx
Correo electrónico:rednacional@procesofoto.com.mx; Ventas y contrataciones: 5636-2016 y 56362017
EDITOR: Alejandro Caballero; Correo electrónico: acaballero@proceso.com.mx; Tel. 5636-2010
Soporte técnico: Jorge Suárez y Jorge García; Tel. 5636-2106
COORDINADOR: Alejandro Caballero; procesoradio@proceso.com.mx; Tel. 5636-2010
Cer ti fi ca do de li ci tud de tí tu lo No. 1885 y li ci tud de con te ni do No. 1132, ex pe di dos por la Co mi sión
Ca li fi ca do ra de Pu bli ca cio nes de Re vis tas Ilus tra das el 8 de sep tiem bre de 1976. Proceso es una
Reserva para uso exclusivo otorgada por la Dirección de Reservas del Instituto Nacional del Derecho de
Autor en favor de Comunicación e Información, S.A. de C.V., bajo el Número 04-2000-112911074700-102.
Re gis tro del S.P.M. CR-DFJ-003-99 / Número ISSN: 1665-9309
Circulación certificada por el Instituto Verificador de Medios
Registro No. 105 / 19
Sus crip cio nes DF y zona Metropolitana: Un año, $1,100.
00
; 6 me ses, $660.
00
; Guadalajara, Monterrey
y Puebla: Un año, $1,200.
00
; 6 meses, $720.
00
. Ejem pla res atra sa dos: $40.
00
. Ser vi cios in for ma ti vos y
fo to grá fi cos: AP, No ti mex, Reu ters.
Pro hi bi da la re pro duc ción par cial o to tal de cual quier ca pí tu lo, fo to gra fía o in for ma ción pu bli ca dos sin au to ri za-
ción ex pre sa de Co mu ni ca ción e In for ma ción, S.A. de C.V., ti tu lar de to dos los de re chos.
agen cia pro ce so de in for ma ción
agen cia de fotografía
6 de junio de 2010 • No. 1753
AVISO A LOS LECTORES
Debido a diferencias comerciales entre nuestra casa editorial y la Unión de
Expendedores y Voceadores de los Periódicos de México, A.C., es probable
que durante algunas semanas la revista Proceso no esté a la venta en un
número indeterminado de puestos de periódicos de la Ciudad de México y su
zona metropolitana.
En tanto se resuelve una situación que esperamos sea pasajera, el
semanario podrá adquirirse en las tiendas Sanborns, en las cadenas de
autoservicio, en las tiendas departamentales y en restaurantes y cafeterías
que disponen de zonas de venta de revistas y periódicos. Estará disponible
también en los puestos de los voceadores que no acepten las imposiciones
de sus dirigentes.
Agradecemos la comprensión de quienes nos favorecen con su lectura.
54 Quintana Roo: La coalición indecisa
/Jesús Cantú
56 Universidades públicas y patito
/Axel Didriksson
CULTURA
58 Estos huesos que ves: el ritual fúnebre
de los héroes /Judith Amador Tello
62 Páginas de crítica
Arte: Los riesgos de Casa Lamm
/Blanca González Rosas
Música: El Foro Manuel Enríquez,
nueva estafeta /Roberto Ponce
Teatro: Todo sobre mi madre
/Estela Leñero Franco
Cine: El secreto de sus ojos /Javier Betancourt
Televisión: La guerra por las telecomunicaciones
/Alma Rosa Alva de la Selva
ESPECTÁCULOS
69 La película de Zavala, en tres
tiempos: 1810, 1910 y 2010
/Columba Vértiz de la Fuente
72 Palabra de Lector
74 Mono Sapiens /Mx Iniziativa
Méjico /Helguera y Hernández
20 58 36
28
indice 1753.indd 5 6/5/10 2:02 AM
Decenas de miles de personas huyen de la violencia
en Ciudad Juárez, Chihuahua, para establecerse en
la ciudad vecina, El Paso, Texas. Unos llegan a casas
de parientes, otros rentan viviendas y los acaudala-
dos compran grandes residencias y mudan sus res-
taurantes, bares y antros. Se trata de un éxodo de
mexicanos aterrorizados que acabaron por concen-
trarse en una vasta área que ya es conocida como El
Juárez Nuevo.
PATRICIA DÁVILA
E
L PASO.- Aproximadamen-
te 160 mil mexicanos que han
huido de Ciudad Juárez a raíz
de la “guerra contra el narco”
que emprendió Felipe Calde-
rón, se han establecido sobre
todo en dos sectores de El Pa-
so que ya son conocidos como
El Juárez Nuevo.
En el oeste de esta zona, que comer-
cial y culturalmente ya es dominada por
mexicanos, viven encumbrados empresa-
rios juarenses que, por miedo al secuestro
y cansados de pagar “cuotas” al crimen
organizado en Juárez, se refugiaron en El
Paso, donde no sólo han hecho crecer el
sector inmobiliario con la compra de gran-
Y Juárez
se pasó
al otro lado...
6

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Juarez.indd 6 6/5/10 12:31 AM
des residencias, sino que en sus principa-
les avenidas instalaron lujosos restauran-
tes, bares y antros.
En contraste, en el oriente se localizan
aquellos que, perseguidos o atemorizados,
salieron de Juárez arrastrando su pobreza
y hoy sobreviven arrimados en viviendas
de familiares o amigos.
Mientras tanto, en Ciudad Juárez, don-
de se calcula que han sido abandonadas
unas 120 mil casas, han quedado también
las tumbas de los familiares de los emigran-
tes que fueron abatidos a balazos por los
narcos o por las fuerzas de seguridad lue-
go de que, en 2008, el presidente Calderón
dispuso que unos 7 mil militares y alrede-
dor de 2 mil policías federales se traslada-
ran a esta zona fronteriza para librar la lu-
cha contra el narcotráfico.
Se prevé que la mayoría de esas tum-
bas no serán visitadas ni el próximo Día
de Muertos.
–¿Cómo evalúa el éxodo de juarenses
que abandonaron su ciudad orillados por
la violencia? –se consulta al regidor Ste-
ve Ortega, representante del Distrito 7 de
El Paso.
–Siendo realistas, existen aspectos ne-
gativos, porque en algunas partes del mun-
do hay personas que piensan que El Pa-
so es tan violento como Juárez, aunque en
realidad es una de las ciudades más segu-
ras de Estados Unidos.
“Pero también hay aspectos positivos:
se han establecido restaurantes, bares y an-
tros, junto con una gran diversidad de ne-
gocios; muchos están comprando departa-
mentos o casas, mientras que otros están
rentando. Y por la noche hay más gente,
porque en Juárez los jóvenes ya no salen a
divertirse: prefieren venir a El Paso.”
En efecto, aquí pueden verse ahora
negocios y restaurantes como María Chu-
chena, Burritos Crisóstomo, Roma, Ga-
rufa, Trevi, Chihuas, Aroma y Chamu-
cos, que se mudaron porque en Juárez
eran obligados a pagar cuotas a los nar-
cos, porque a los establecimientos entra-
ban a ejecutar a clientes o porque los pro-
pietarios de los mismos eran amenazados
o secuestrados.
E inclusive uno de ellos, el restauran-
te Aroma, propiedad de Oswaldo Kuckle,
fue incendiado el 15 de junio de 2008 por
un grupo de sicarios, al parecer del cár-
tel de Juárez, dirigido por Vicente Carri-
llo. Ese hecho se atribuyó a que cinco días
atrás corrió el rumor de que Joaquín El
Chapo Guzmán Loera, dirigente del cártel
de Sinaloa, había acudido a comer al lugar
acompañado de 100 escoltas.
Después del incendio apareció una
narcomanta en la que El Chapo advertía a
Carrillo que ni quemando negocios le ga-
nará la guerra en la frontera.
Actualmente, Aroma opera en la ave-
nida Mesa de El Paso, al igual que Garufa
y Tortas Mexicanas. Como antes estos res-
taurantes daban servicio en la avenida To-
más Fernández de Juárez, quienes ahora
los visitan en la ciudad estadunidense di-
cen que esa vía es “la Tomás Fernández de
El Juárez Nuevo”.
Aunque algunos propietarios de res-
taurantes paseños, como Arclouino’s y De-
sert Crossing, se han quejado ante el regidor
Steve Ortega de que su clientela disminu-
yó por los nuevos restaurantes mexicanos,
el regidor Beto O’Rourke, representante del
Distrito 8, señala que en El Paso algunos
consideran buena la invasión de juarenses
porque están comprando casas, desarrollan-
do negocios y, por lo tanto, contribuyendo al
crecimiento de la economía local.
Según datos de O’Rourke, cada año
los juarenses gastan en El Paso 1.4 millo-
nes de dólares; 60 mil mexicanos que ha-
bitan la ciudad ya son residentes de Esta-
dos Unidos, y se calcula que unos 30 mil
empleos de maquiladoras establecidas
aquí dependen de lo producido por las que
operan en Juárez.
Consultado acerca de la saturación de
los servicios, como el Hospital General y
las escuelas, O’Rourke comenta:
“Sólo sé que el hospital público ha gas-
tado 1 millón de dólares en atender a los
juarenses afectados por la violencia y que a
todos debemos darles asilo y servicios pú-
blicos. En 2008, algunos pensaron que aquí
se reproduciría la violencia e inclusive la
policía compró más armas para enfrentar
los problemas, pero no pasó nada.
No obstante, hoy día Texas se prepa-
ra para recibir a marines que el presidente
Obama ordenó enviar con la misión de blin-
dar la frontera contra los narcos mexicanos.
–¿Los juarenses están aquí legalmente?
–Desconozco cuántos migrantes entra-
ron a consecuencia de la violencia, pero
sólo en 2008 ingresaron 30 mil. Sé que se
han detectado los siguientes tipos de jua-
renses: los que llegaron con papeles y di-
nero para establecerse legalmente, que
abrieren negocios y compraron casas; los
que se trajeron a la familia pero carecen de
papeles y de dinero para adquirir una vi-
vienda, y aquellos que, también sin recur-
sos, dejaron en Juárez a parte de su familia
porque no todos tienen visa.
Aulas portátiles
Quien tiene claro que los exiliados de la
guerra contra el narco alcanzan las 160 mil
personas es Juan Uribe, uno de los agen-
tes de bienes raíces de mayor prestigio en
esta ciudad.
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
Juárez. Tensión permanente
NARCOTRÁFI CO / CHI HUAHUA

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 7
Juarez.indd 7 6/5/10 12:31 AM
“Hace tres años –dice–, muchos esta-
dunidenses invertían su dinero en cons-
truir vivienda por todo el país. Sin embar-
go, en 2008, con la gran recesión, el exceso
de inmuebles ocasionó la caída de los pre-
cios y se frenaron los créditos, bajaron los
salarios y se acrecentó el desempleo. Ello
obligó a un buen sector de la población a
regresar sus casas al banco. Y mientras el
problema se agudizaba en ciudades como
Las Vegas, Phoenix o Michigan, en El Pa-
so la actividad inmobiliaria estaba en auge
gracias a que los juarenses, en su afán por
huir de la violencia, compraban vivienda
de manera desmedida.”
Desde 2008, en promedio, Juan Uri-
be registra una venta mensual de 20 casas y
renta 54 locales comerciales a juarenses que
abrieron pequeños negocios, como salones
de belleza, fondas o restaurantes. Calcula
que unos 30 restaurantes de “abolengo” en
Juárez ya se instalaron en El Paso.
Datos de la Asociación de Bienes Raí-
ces indican que desde 2008 se han realiza-
do, mediante este organismo, 10 mil 318
operaciones de compraventa de casas nue-
vas y usadas. Además, se estima que 10
mil transacciones han sido efectuadas di-
rectamente y, en consecuencia, no están
registradas por la asociación.
Asimismo, a partir del mismo año, se
han rentado unas 20 mil viviendas a fami-
lias mexicanas, en tanto que un número no
determinado de juarenses pobres llegaron a
El Paso pidiendo albergue a algún pariente.
A quienes arriban en busca de casa sin
haber tramitado su residencia, Juan Uri-
be les dice “que pueden comprar, pero eso
no los hace residentes. Aun así, prefieren
comprar antes que regresar a Juárez. Es-
toy hablando de grandes empresarios, de
comerciantes medianos, de doctores, de
chatarreros y de trabajadores de la maqui-
la. Todos pueden comprar si garantizan que
ganan tres veces los pagos mensuales que
se establecen para cada vivienda”.
Comenta que en el estado de Texas hay
unas 200 constructoras juarenses que “fun-
cionan con una serie de irregularidades. In-
cluso han quedado mal y hacen trato con
todo tipo de compradores. Yo atiendo a pu-
ra gente decente. Nada irregular ni nada en
efectivo. Si son narcos, no hago trato con
ellos. Aquí todas las operaciones pasan por
la notaría, y en cuanto se detecta que hay
dinero raro, se revisa su procedencia”.
–¿Entonces, algunos narcotraficantes
han requerido de sus servicios?
–Hay quien llega y me dice: “Mire, se-
ñor, traigo una lanita en efectivo…”. A ellos
ya no los recibo ni les contesto el teléfono.
Frente a la oficina de Juan Uribe, ubi-
cada en el sector Oeste, en las calles West-
wind y Belvidere, se encuentra la escuela
primaria Polk, que refleja el impacto cau-
sado por la invasión de juarenses:
De 2008 a la fecha, para albergar a los
niños refugiados, ese plantel ha instalado
12 salones portátiles en el área destinada a
las canchas deportivas, y lo mismo suce-
de con la preparatoria Franklin, que redu-
jo su estacionamiento para ampliar el nú-
mero de aulas.
Y es que, dice Uribe, “sigue creciendo
el número de inmigrantes juarenses. Y de
los que estamos aquí, creo que no hay uno
solo que no haya perdido a un ser querido,
amigo o conocido en Juárez”.
“Una ciudad muerta”
Sofía, secretaria de una empresa juarense
establecida en El Paso, narra:
“Toda la familia nos vinimos a vivir a
El Paso. Dejamos casa y muebles. Desde
entonces intento vender la vivienda de mi
madre; ya me fui al precio más bajo y na-
die la compra. Los domingos tengo que ir
a darle vida: regar árboles, barrer y lim-
piar. Voy con una bolsita al cuello, el míni-
mo de dinero y una identificación.
“Antes caminábamos en la madruga-
da por el parque Borunda o las principales
avenidas. Los antros eran pan comido pa-
ra los jóvenes. Ahora Juárez es una ciudad
muerta. Es una zona de guerra”, lamenta.
Estas expresiones se acentúan del lado
oriente, donde viven los juarenses más po-
bres. Son las colonias San Ysidro, Soco-
rro y San Elizario, colindantes con la zona
por donde las organizaciones de narcotra-
ficantes pasan la droga a Estados Unidos.
Isela es una joven señora que el año
pasado llegó a El Paso y que, junto con
sus dos hijos, se refugió en casa de su
mamá, una mexicana con ciudadanía es-
tadunidense. Isela y sus hijos huyeron de
la “muerte” en Juárez; cruzaron el Puen-
te Internacional Paso del Norte con visa
de turista, y no piensan regresar. El es-
poso de Isela no puede ingresar porque
no tiene papeles. Él se quedó a trabajar
en Juárez y ahora es quien manda dinero
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
Juarenses. El éxodo
Restaurante incendiado
8

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Juarez.indd 8 6/5/10 12:31 AM
para la manutención de su esposa e hijos.
Un ama de casa juarense, hoy ciudada-
na estadunidense, que vive en San Elizario,
comenta: “Antes íbamos a Juárez a las con-
sultas médicas, o los domingos a comprar
mandado porque allá es más barato. Ahora
sólo hablamos por teléfono a nuestras fami-
lias para ver cómo están, y siempre que nos
comunicamos me dicen que acaban de ma-
tar a alguien”.
Muy cerca de ella radica José Rodrí-
guez, don Pepe, quien en la zona es co-
nocido por su lucha en defensa de los mi-
grantes. Su casa queda a dos cuadras de la
línea fronteriza: “Por aquí era frecuente el
paso de la droga. Los indocumentados la
metían por necesidad y nunca nos moles-
taban; sólo oíamos ladrar a los perros; por
eso nos oponíamos a que se levantara el
muro fronterizo, pero a partir de que em-
pezó la guerra contra el narco, gracias a la
malla nos sentimos más seguros”.
Otro caso es el de Rosario, una joven de
27 años que, a pesar de no poseer una gran
fortuna, fue secuestrada en octubre del año
pasado. Su papá acababa de morir y le dejó
lo poco que tenía ahorrado. Para liberarla,
sus raptores la llevaron al banco a retirar el
dinero. En cuanto recuperó su libertad, hu-
yó a El Paso. Aquí vive sola y en la pobre-
za. Además es ilegal.
Hacia el este, los pequeños negocios
mexicanos no sólo sobrepasan numérica-
mente a los establecimientos paseños, si-
no que los desplazan. Todos venden comi-
da mexicana. Son un éxito.
Por ejemplo, sobre la calle Socorro,
en Plaza Flores, se encuentra un Burger
King rodeado por restaurantes como La
Choza del Nopal, Tortas y Menudos, Bu-
rritos Cázares, un local de tamales y otro
de piñatas.
Las casas son de adobe o piedra, con
enrejados, puertas y ventanas de made-
ra. Lucen barrotes de madera tallada.
En el patio delantero de algunas vivien-
das se alcanzan a ver hornos de barro
para pan.
Siguiendo la ruta sobre Socorro, al
cruzar avenida Las Américas, se encuentra
un restaurante de comida mexicana y elo-
tes; después, pasando Salamanca, están El
Gran Mesón, una carnicería y la Casa de
la Pesca; a un lado, la pastelería Gamboa,
un taller de alineación y Tacos Don Cuco
–de tripitas, buche y barbacoa–, que tam-
bién expende frijoles de la olla.
Es El Juárez Nuevo.
De acuerdo con un estudio de El Cole-
gio de la Frontera Norte, en Ciudad Juárez
existen 116 mil viviendas vacías, 25% del
fondo habitacional de la ciudad. Según el
Instituto Nacional de Estadística y Geogra-
fía (Inegi), se han perdido 200 mil empleos.
La Cámara Nacional de Comercio (Cana-
co) asegura que han cerrado 8 mil 300 ne-
gocios de todos los giros. La Asociación de
Maquiladoras señala que cerca de mil mi-
llones de dólares no se invirtieron aquí de-
bido a la violencia. El Departamento de
Bomberos ha establecido que, de 2008 a la
fecha, 35 bares y 80 negocios han sido in-
cendiados de manera “intencional”.
En la zona conocida como el Pronaf
funcionaban restaurantes, bares y antros
que fueron quemados por el narco. Los
más de 6 mil ejecutados han dejado deso-
lación y miedo en la ciudad más violenta
del mundo. Las calles están solas, las vi-
viendas sin luz.
En contraste, a la avenida Mesa y a la
zona centro de El Paso (entre las calles
San Francisco y Anthony) llegan cientos
de jóvenes juarenses y paseños en busca
de diversión a bares y antros como Man-
hattan, La Cantina, Lepre Chaun, Plum,
La Barrita, Estrago y Nova Luna.
El Manhattan es el único con música
en vivo. Tocan aquí grupos juarenses. Esta
noche, viernes a las 20:00 horas, ameniza
la Sonora Escándalo.
La vida en El Juárez Nuevo, apenas
comienza.
NARCOTRÁFI CO / CHI HUAHUA

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 9
Juarez.indd 9 6/5/10 12:31 AM
Cien días
de inopia federal
El representante del Alto Comisionado de la ONU para
los Derechos Humanos en México, Alberto Brunori,
concluye su labor el próximo viernes 11, pero antes
visitó por cuarta vez uno de los estados más azotados
por la violencia del crimen organizado, de las fuerzas
armadas y aun de los poderes económico y político.
En Ciudad Juárez y en Creel le expusieron sus casos
los familiares de asesinados, secuestrados y desapa-
recidos, lo que demostró el fracaso total de la nueva
estrategia de Calderón, anunciada hace más de 100
días con grotescas fanfarrias.
MARCELA TURATI
C
IUDAD JUÁREZ, CHIH.- Tras
escuchar el diagnóstico de los
juarenses sobre la situación de
la ciudad, 100 días después
del estreno de la nueva estra-
tegia federal, Alberto Bruno-
ri, el enviado de la Organiza-
ción de las Naciones Unidas (ONU), soltó
un comentario desolado: “Lo que más me
impresiona es que pensé que por lo menos
alguien me diría que en estos 100 días hay
una cosa que ha cambiado, y nadie me ha
dicho eso, lo cual es dramático y duele”.
El funcionario italiano, que represen-
ta en México a la Oficina del Alto Co-
misionado de la ONU para los Derechos
10

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Derechos.indd 10 6/5/10 12:40 AM
Humanos (Oacnudh), tenía enfrente a ciu-
dadanos que encarnan la pesadilla que vi-
ve la ciudad: la mamá que busca a la hija
desaparecida al salir de la universidad; la
familia que desconoce el paradero de tres
primos (dos mujeres y un hombre) dete-
nidos por el Ejército; el visitador de de-
rechos humanos amenazado y exiliado en
Texas; la mamá que entregó a la justicia al
asesino de su hija, a quien los jueces libe-
raron; la defensora de los derechos huma-
nos a quien le mataron a la colega con la
que investigaba las violaciones de policías
y militares; la académica que lleva la suma
de los nuevos feminicidios o los activistas
que reciben denuncias contra los policías
federales y atienden a las víctimas de la
imparable violencia.
Del 30 de mayo al 1 de junio fue la
cuarta visita de Brunori a Chihuahua, el es-
tado al que más acudió durante el año y me-
dio al frente de la Oacnudh, y puso especial
interés en Juárez, la ciudad que desde 2008
está sumida en un torbellino de asesinatos,
con un promedio de siete por día y una su-
ma de 5 mil 700 en los dos años de inter-
vención federal.
Aunque el presidente Felipe Calderón
anunció el 17 de febrero, a raíz de la ma-
sacre de 15 jóvenes en Villas de Salvárcar,
un nuevo plan para Juárez que consistía,
entre otras medidas, en retirar al Ejército
(que no frenó la violencia y acumuló que-
jas en su contra) para sustituirlo por la Po-
licía Federal (PF), la situación no mejoró.
“Los soldados ya no están patrullando
como antes y la Policía Federal se está lle-
vando ahorita el mayor número de denun-
cias”, expuso a Brunori la activista Cipria-
na Jurado. “Antes con el Ejército, y ahora
con la PF, siguen los casos de hostigamien-
to, acoso sexual, robos, asesinatos, extor-
siones telefónicas”, dijo la activista Ceci-
lia Vizcaíno. “Es repetitiva la detención de
personas a las que culpan de participar con
el crimen organizado sin el menor indicio
(…); en su tiempo era el Ejército, ahora es
la Policía Federal”, corroboró Elizabeth
Flores, de la Pastoral Obrera.
Las notas periodísticas de los medios
locales documentan esta situación, como
lo muestran algunos titulares: “Provocan
abusos de federales cierre de negocios”;
“Lanza exhorto regidor a ciudadanos pa-
ra vigilar que federales no les ‘siembren’
droga”; “Reciben federales mordidas de
hasta 8 mil pesos: regidores”; “Hay más
quejas de abusos de PF que avances: di-
putados”; “Caen 12 federales; extor-
sionaban y hasta saqueaban viviendas”;
“Federales levantan a menor”; “Pese
a operativo, van homicidios a la alza”;
“Encañonan federales a menor discapa-
citado y a adolescente”; “Sólo 5% de jua-
renses se siente seguro con la Federal”;
“CEDH: regresaron los abusos y la co-
rrupción”; “Federales le roban sus aho-
rros de 30 años de trabajo”; “Plan anticri-
men acentuó la inseguridad”.
Al escuchar la queja reiterada de quie-
nes asistieron al encuentro con él en El
Colegio de la Frontera Norte (Colef), Bru-
nori comentó, sorprendido: “La oficina
siempre ha insistido en que la policía tiene
que llevar a cabo esta tarea de recuperar el
espacio, porque el Ejército no está entre-
nado para esto, pero hoy me están dicien-
do que aunque ha cambiado el actor (la PF
en vez del Ejército) el paradigma no cam-
bia. Eso sí me preocupa porque entonces
siento que estamos frente a una situación
en la que no ha habido avances, entonces
la oficina tendrá que hacer una reconside-
ración sobre cómo abordar esta temática y
plantearla a las autoridades (…). Aquí hay
un problema, y serio”.
Violencia que duele
Brunori se despidió de los activistas y los
ciudadanos víctimas de la violencia, quie-
nes por los obstáculos que han enfrentado
para obtener justicia se asumen ya como
defensores de los derechos humanos. Des-
pués de agradecerles su confianza, anun-
ció que el 11 de junio concluirá su encargo
en México y se irá a Guatemala.
Antes de tomar un avión al Distrito Fe-
deral, el politólogo italiano compartió con
Proceso sus impresiones de su última visi-
ta a Chihuahua, un estado que lo sorpren-
dió desde su primera visita:
“La situación de violencia, de inseguri-
dad, no me la esperaba así como la encon-
tré. Una de las primeras visitas que hice a las
entidades federativas fue justamente a Chi-
huahua. Yo pensaba venir a hablar del dere-
cho al agua, de migración, y cuando empe-
zó la reunión todo el tema fue inseguridad.
Eso me ha tocado bastante”, dice.
En el Colef escuchó testimonios de
desapariciones, inseguridad, abusos de au-
toridad y el veto del gobierno federal a la
participación de los defensores de dere-
chos humanos en el plan de reconstrucción
de la ciudad, aunque prevalecieron las de-
nuncias sobre desapariciones de mujeres.
En los tres últimos años 300 de ellas han
desaparecido, le informaron.
Una persona expuso que el 29 de diciem-
bre de 2009 sus familiares Nitza Paola, Ro-
cío y José Ángel Alvarado fueron detenidos
por soldados y desaparecidos en Buenaven-
tura, y comentó: “Seguimos igual que hace
cinco meses, desde que se los llevó el Ejérci-
to. El caso subió a la Corte Interamericana y
aún así no hay respuesta. El gobierno fede-
ral y el estatal lo único que hacen es pelearse
para ver quién lleva el caso, ni siquiera ellos
se ponen de acuerdo. Ninguna autoridad ha
querido citar al Ejército aunque hemos seña-
lado como responsables al capitán Luján, al
general Loma y ya el mayor Manuel Gutié-
rrez aceptó que ellos sí fueron los que se los
llevaron”.
Marisela Escobedo, mamá de Rubí Ma-
risol Fraire, una joven desaparecida y ase-
sinada, narró: “Me tuve que ir a vivir al De-
partamento de Personas Ausentes para que
la procuraduría me hiciera caso. Hice la in-
vestigación, recabé datos. Contra lo que
siempre ocurre, logré comprobar quién es
el asesino, pero los jueces lo dejaron en li-
bertad y nos devastaron, nos aniquilaron.
Ahora vivimos con miedo”.
Enseguida una mujer sacó un cartel en
el que se veía la foto de una joven acompa-
ñada de sus señas particulares. Dijo: “Soy
la mamá de Mónica Yaneth Alanís, es estu-
diante de la UACJ (Universidad Autónoma
de Ciudad Juárez). Salió el 26 de marzo de
2009 a hacer un trabajo en equipo y a par-
tir de ese día no he sabido de ella. La pro-
curaduría no tiene líneas de investigación,
R
i
c
a
r
d
o

R
u
i
z

/

P
r
o
c
e
s
o
f
o
t
o
NARCOTRÁFI CO / CHI HUAHUA

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 11
Derechos.indd 11 6/5/10 12:40 AM
no investigan las desapariciones de joven-
citas (…). Aunque saben que se pierden en
el centro, no las protegen poniendo más po-
licías en esa zona ni con operativos”.
El italiano escuchó el rosario de de-
nuncias. En su turno, aseguró que la
Oacnudh le dará seguimiento a los casos y
verá la manera de presionar a las autorida-
des para que los resuelvan.
Al salir del encuentro comentó a Proce-
so que estaba impactado: “La niña desapa-
recida... Eso es tremendo, duele. Hubo un
momento en que se habló mucho de femi-
nicidios en Juárez, de lo que ya se hablaba
muy poco, pero escuché que hay un núme-
ro muy elevado en tres años y que desapare-
ció todo lo que aparentemente se había ga-
nado, como las patrullas que auxiliaban a
las mujeres en el centro. Veo que el proble-
ma no está resuelto, los casos siguen en la
impunidad y las mujeres siguen sin apare-
cer. Me preocupa y me molesta que haya
vuelto a surgir el tema de las mujeres”.
Crímenes y abusos en la sierra
El 30 de mayo, un día antes de su recorri-
do por Juárez, el diplomático estuvo en el
pueblo de Creel, puerta de entrada a la Sie-
rra Tarahumara, donde se reunió con los
familiares de los 13 masacrados el 16 de
agosto de 2008 (la mayoría preparatoria-
nos y un bebé) y el sacerdote Javier Ávi-
la, quien los ha acompañado en su exigen-
cia de justicia.
Ahí escuchó denuncias sobre la im-
punidad que prevalece y la inacción de la
procuraduría estatal, así como testimonios
de la humillación, el miedo y la desespe-
ranza que sienten:
“Nos callaron la boca matando al pa-
pá de Daniel Parra, que estuvo investigan-
C
IUDAD JUÁREZ, CHIH.- Al concluir su
misión como representante en Méxi-
co de la Oacnudh, Alberto Brunori
hizo un balance de su estancia en el
país, donde, dice, encontró impunidad ge-
neralizada porque las procuradurías de jus-
ticia son “cuellos de botella”, regiones en
las que el Estado es débil, defensores de
derechos humanos y periodistas desprote-
gidos, y una sociedad civil que se está for-
taleciendo.
Tras año y medio al frente de esa ofici-
na de la ONU en el país, el politólogo ita-
liano comparte con Proceso sus observa-
ciones sobre la situación mexicana:
“Pensaba encontrar un Estado fuerte,
donde la institución ha estado presente,
y me sorprendió mucho descubrir cómo
algunas entidades federativas tienen si-
tuaciones muy diferentes a las que uno se
puede imaginar de México en su conjun-
to, como Chiapas, Guerrero, Oaxaca, Chi-
huahua. Es decir, estados donde hay una
conflictividad elevada y con problemas en
las entidades federativas, más que en el
nivel federal (…).
“Es posible encontrar una democracia
que todavía no se ha consolidado, no se
ha cumplido; un caciquismo local de po-
deres como, se dice, sucedió en San Juan
Copala, donde aparentemente grupos ar-
mados circulan libremente en el territorio,
y todos saben quiénes son pero nadie ha-
ce nada. Pareciera que no hay suficiente
control del Estado. También me preocu-
pan Durango y Tamaulipas, y en alguna
medida Michoacán, por la situación de se-
guridad y de los periodistas.”
Encontró una constante nacional: la
vulnerabilidad de los defensores de de-
rechos humanos y los periodistas, pues
de 128 casos de agresiones, amenazas
o asesinatos contra el gremio que docu-
mentó su oficina, un 98% se mantienen
impunes.
En sus viajes por México se entrevis-
tó con víctimas de violaciones a sus dere-
chos humanos: “Veo en común la impuni-
dad, como en los casos de Acteal, Creel y
de los defensores de Guerrero. La impu-
nidad es transversal: veo en todos frus-
tración y que no siempre encuentran res-
puesta en las autoridades, particularmente
en las de procuración de justicia. Se ve co-
mo que las puertas se cerraran y eso hace
que las familias se la pasen dando vueltas
(…). Los familiares entran a este vals entre
autoridades federales y estatales de pro-
curación de justicia, van de un lado a otro
porque no se sabe nunca de quién es la
competencia y eso contribuye a la impuni-
dad. Al final te cansas, pierdes la esperan-
za de conseguir justicia”.
El politólogo considera que la reforma
al sistema penal en sí misma no garantiza
que se acabe con la impunidad, si se man-
tienen la corrupción y las complicidades:
“Puedes cambiar mil veces el sistema pe-
nal, pero no termina con la impunidad y
eso es lo que a mí me asusta”.
Visita a la tropa
El estilo de Brunori al frente de la Oacnu-
dh fue palpar los problemas sobre el terre-
no, hablar con los protagonistas y entre-
vistarse con las autoridades responsables
de atenderlos. Una persona cercana a
él comentó a esta reportera que su reti-
ro se debía a presiones de la Secretaría
de la Defensa Nacional (Sedena), a la que
le molestó una inspección que hizo de las
condiciones de los soldados que actuaron
en Juárez dentro de la Operación Conjun-
ta Chihuahua.
Brunori niega esta versión. Explica que
el cargo era temporal (llegó como reem-
plazo de Amérigo Incalcaterra) y las estric-
tas reglas de la ONU determinan que no
puede permanecer más de 18 meses en
él. Su siguiente misión será en Guatemala,
país al que le ha dedicado 10 años de su
vida y de donde su esposa es originaria.
“Mi relación con la Sedena ha sido institu-
cional, y mi salida, reitero, se debe a una
Diagnóstico: un Estado débil
MARCELA TURATI
R
i
c
a
r
d
o

R
u
i
z

/

P
r
o
c
e
s
o
f
o
t
o
Ciudad Juárez. Dolor que no cesa
12

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Derechos.indd 12 6/5/10 12:40 AM
dios de comunicación que
su antecesor (Incalcaterra
criticaba duramente la mi-
litarización y fue removido
por presiones), pero con
su estilo conciliador lo-
gró contactos de alto nivel
con el gobierno mexicano:
fue recibido varias veces
por el secretario de Gober-
nación, Fernando Gómez
Mont, y entabló una rela-
ción con el Ejército.
Al preguntarle su opi-
nión sobre la lucha anti-
narco del gobierno federal,
señala que le gustaría ver
un enfoque de derechos
humanos más presente en
toda la política de segu-
ridad, y a los defensores
más protegidos, además
tendría que eliminarse la
figura jurídica del arraigo y
replantear el tema de justi-
cia militar.
Señaló que, si bien en
algunas entidades el cri-
men organizado es cau-
sante de la violencia, el
Estado tiene el deber de
defender la vida de sus
ciudadanos y procurar jus-
ticia para todos:
“Aunque la víctima re-
sultara narcotraficante, no por eso se tie-
ne que dejar de investigar, porque se viola
el derecho a la verdad. Además, la presun-
ción de inocencia siempre vale, no se pue-
de uno fácilmente lavar las manos diciendo
que era un narco. En algunos casos ten-
drán elementos cuando lo dicen, pero en
buena parte de los casos parece que no
son investigados.”
–Las autoridades han dicho que de los
22 mil asesinados, presume que 90% eran
narcos. ¿Qué opina de esto?
–Eso genera una cultura de violencia,
se mueren y fácilmente se piensa que es-
tá bien que se hayan matado entre sí, por-
que así quedamos libres de ellos. Así no se
resuelve el problema en ninguna parte del
mundo (…). Tiene que haber una investiga-
ción completa de todos los casos para des-
lindar quién era (narco), quién no, y quien sí
lo fuera no necesariamente se merecía mo-
rir así. Tampoco me parece admisible que
se lleven vidas de inocentes.
Preocupación
Brunori tiene 44 años, cursó la carrera de
Ciencias Políticas en Pisa y Maestría en Es-
tudios Latinoamericanos en la UNAM. Des-
de 1997 trabaja en la ONU: en el Alto Co-
misionado para los Refugiados en México
y en Panamá, en la Misión de Verificación
en Guatemala, en la Comisión Internacional
Contra la Impunidad en ese mismo país y en
una Misión de Asistencia en Afganistán.
Quizás la iniciativa más importante que
concretó en México es el mecanismo de
protección para defensoras y defensores de
los derechos humanos y periodistas, que el
Estado se comprometió a asumir y se cons-
truye con la participación de organizaciones
sociales. Entre otras medidas, plantea hacer
campañas sobre la importante labor de los
defensores y los periodistas, establecer me-
canismos para atender a los amenazados e
investigar de manera especial las agresio-
nes contra ellos.
“Si tenemos redes de defensores de de-
rechos humanos reconocidos, protegidos
para hacer su trabajo, quienes tienen un me-
canismo que eventualmente les otorga me-
dida cautelar y lo necesario, se puede rom-
per la brecha de la impunidad, de eso estoy
convencido (…). Si no le apostamos a los
defensores de derechos humanos estamos
fritos”, sostiene Brunori.
De su recorrido por México, se lleva va-
rias imágenes: “Por la emotividad puedo
citar Acteal, los familiares de los dos de-
fensores (encarcelados) en Guerrero. Re-
cuerdo cuando estuvimos sentados en un
patio, conversando sobre lo que había pa-
sado, o la señora que vi hoy, que habló del
situación más interna, aunque entiendo que
es difícil comprenderla”.
Afirma que en su visita de enero pasa-
do a Juárez pidió que le permitieran ver las
condiciones en las que viven los soldados
para entender cómo se organizan para la
lucha anticrimen, pero no tuvo tiempo para
realizarla.
“Vi el cuartel, pero no vi dónde están
acuartelados. Entiendo que están en exma-
quilas, en condiciones que yo no he visto
pero, me cuentan, son infrahumanas. (Que-
ría) imaginar qué implica estar bajo esos ca-
lores para gente de Oaxaca, de Guerrero, de
todos lados, y qué implican esas condicio-
nes a la hora de operar”, dice.
Considera que el Estado mexicano tie-
ne el reto de acelerar el fortalecimiento de
la policía porque la participación del Ejérci-
to en tareas de seguridad pública debe ser
temporal, ya que su entrenamiento no fue
para estar en la calle.
La Oacnudh pretende colaborar con la
PF y la Sedena para incorporar una pers-
pectiva de derechos humanos a sus progra-
mas, hacer recomendaciones que permitan
mejorar su actuación y abrir canales que les
permitan hablar sobre los casos que le pre-
ocupan a la oficina.
Defensores de los derechos humanos,
consultados por Proceso, señalaron que
Brunori tuvo menos exposición a los me-
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
Brunori. “México me conmueve”

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 13
NARCOTRÁFI CO / CHI HUAHUA
Derechos.indd 13 6/5/10 12:40 AM
do quiénes eran los asesinos”… “Noso-
tros investigamos y le dimos al gobierno los
nombres, direcciones y teléfonos de los ase-
sinos, pero no los atraparon, y al que atrapa-
ron lo soltaron”… “Si no gritamos, no nos
enteramos cómo va la investigación, en la
procuraduría no nos contestan las llama-
das”… “Nunca nos entregaron la lista de
policías que dejaron solo al pueblo para que
entraran los sicarios”… “El gobernador nos
dijo que tenía un interés especial por el caso
y que por eso no lo iba a pasar a la PGR, pe-
ro no ha atrapado a ninguno de los sicarios”.
La señora Bertha Galdeán dijo, entris-
tecida, que aunque sus hijos fueron masa-
crados, al igual que los 15 estudiantes jua-
renses de Villas de Salvárcar, el presidente
no les hizo caso a sus hijos porque para
él “valen menos sólo por ser de la sierra”.
La gente de Creel se dijo humillada
porque la procuradora dijo que la masacre
se debió a un ajuste de cuenta entre nar-
cos. Brunori no pudo reprimir una crítica:
“Uno se pregunta: si nadie investiga, ¿có-
mo pueden decir que eran delincuentes?”.
El siguiente encuentro de Alberto Bru-
nori fue con indígenas rarámuris y repre-
sentantes de organizaciones de derechos
humanos, quienes expusieron casos en los
cuales empresarios, caciques y políticos
los quieren despojar de sus bosques, como
una pequeña muestra de la presión a la que
viven sometidos.
Así, el enviado de la ONU se enteró de
la explotación en el ejido de San Rafael,
la amenaza de despojo por el teleférico en
las Barrancas del Cobre, el proyecto turís-
tico de influyentes políticos que tienen la
mirada sobre Nohuétaro, el asesinato del
abogado Ernesto Rábago por defender
los derechos agrarios de las comunidades
Bakeachi y Wuawuachérare, la carrete-
ra que pretenden pasar por Norogachi y la
represa que les quitará el agua. Escuchó:
“Onorúame, nuestro dios, y nuestros an-
tepasados, nos enseñaron a cuidar la tierra
y no sabemos comerciar con ella”, “los ra-
rámuris no se benefician de los proyectos,
se quedan en las manos de los mestizos”,
“nuestro pueblo es pacífico, pero he escu-
chado que algunos dicen que de aquí sólo
nos sacan muertos”, “la ley sólo beneficia a
los chabochis (mestizos)”, “no estamos en
contra del desarrollo pero queremos que nos
pregunten cómo queremos el desarrollo.”
Al final, Brunori se dijo preocupado
porque la violencia le ha restado visibilidad
a temas tan importantes como el derecho de
los pueblos al territorio, a los recursos natu-
rales y a decidir su destino. Anunció que su
oficina elabora un documento para posicio-
nar el tema sobre el derecho de los pueblos
indios a ser consultados.
Durante el año y medio que pasó en
México, Brunori insistió en que combatir
la inseguridad con el Ejército debía ser una
solución temporal, y abogó por sustituirlo
paulatinamente por la policía, por estar más
capacitada para actuar sin violar los dere-
chos humanos. Antes de abordar el avión
al Distrito Federal se dijo perplejo por las
quejas que recibió contra la PF y comentó
que buscaría a las autoridades para pedirles
su versión, a fin de formarse una idea clara
de lo que ocurre en Juárez.
El funcionario de la ONU llevaba en su
maleta una placa de reconocimiento que
recibió un día antes en Creel, de manos de
los defensores de los derechos humanos
en Chihuahua, estado en que la violencia
extrema unió a barzonistas, sindicalistas,
abogados, médicos, ecologistas, universi-
tarios, indigenistas, feministas, artistas y
víctimas para defenderse y proveer a los
demás bajo una causa universal.
Al momento de la entrega, la directo-
ra del Centro de Derechos Humanos de las
Mujeres, Lucha Castro, expresó: “Este re-
conocimiento es por acompañarnos a los
defensores de derechos humanos como
ningún otro comisionado lo ha hecho. Hi-
zo un informe de lo que vivimos, eso ori-
ginó la creación de esta red de defensores
de derechos humanos en el estado”.
Conmovido, Brunori lloró. Dijo que la
ONU está pendiente de Chihuahua y pre-
sentó a su acompañante, Christopher Guar-
notta, quien será el visitador para todo el
norte del país. Se retrató con los activistas,
con las familias de los masacrados y con
los rarámuris llegados de toda la sierra para
confiarle sus preocupaciones.
Al recibir la placa dijo: “Me conmueve
ahora México, que ha sido una enseñanza
tremenda (...). Le tengo un particular cari-
ño a Chihuahua, hemos venido cuatro ve-
ces porque nos preocupa la situación del
estado, las historias que escuchamos hoy
duelen, hacen daño, comprometen”.
su niña desaparecida y se ve completa-
mente desprotegida. Las familias de la
masacre de Creel, donde no se termina
de detener a los responsables. Pero ca-
da tragedia duele”.
En general, dijo que encontró buena
recepción a nivel federal, donde retoma-
ron su propuesta de las medidas de pro-
tección para defensores, y en algunas
entidades federativas. En otras, como
Guerrero o Chiapas, le fue difícil llegar a
acuerdos para defender a los defensores.
También percibió que la sociedad ci-
vil tiene escasos espacios de diálogo con
las instituciones estatales y federales. “Se
les cierran las puertas a los pueblos indí-
genas, a las víctimas, y no saben a quién
recurrir”. Y llamó su atención que los de-
rechos de los indígenas “parece que no
están en la agenda nacional”, particular-
mente el derecho a ser consultados, la
propiedad del territorio, el acceso a los re-
cursos naturales, como vio en Chihuahua,
Oaxaca, Guerrero y Chiapas.
Se interesó por el feminicidio y la re-
paración de daños, así como por los de-
rechos sexuales reproductivos, tema en el
que halló fuertes resistencias, contrarias a
los estándares internacionales. Su última
visita será a Quintana Roo, donde indaga-
rá el caso de una niña de 10 años que fue
violada y no tuvo acceso a los servicios
de salud.
–¿Con qué sensación se va de Méxi-
co? ¿Preocupado?
–Con esperanza de que se pueden
hacer varias cosas a partir de la mejor
protección del defensor y de los perio-
distas, que son pilar del Estado demo-
crático. Le invierto mucho a esa espe-
ranza. ¿Que me voy preocupado? Sí, por
supuesto. O
M
a
r
c
e
l
a

T
u
r
a
t
i
El excomisionado ante juarenses. Balance negativo
14

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

NARCOTRÁFI CO / CHI HUAHUA
Derechos.indd 14 6/5/10 12:40 AM
Derechos.indd 15 6/5/10 12:40 AM
W
ASHINGTON.- Ante la mag-
nitud del lavado de dinero
en Estados Unidos proce-
dente de la venta de narcó-
ticos y el envío de las ga-
nancias a México, algunos
bancos han optado por violar el sigilo de
las regulaciones financieras o pagar mul-
El narcodinero,
Analistas de Wall Street sostienen que, aun cuando em-
prendió una investigación para controlar el lavado de di-
nero en los bancos de su país e impuso multas millonarias
a los corporativos Wells Fargo y American Express, el go-
bierno de Barack Obama no cuenta con la capacidad para
detener el problema, que entre 1996 y 2007, por ejemplo,
dejó ganancias a los cárteles mexicanos estimadas en 420
mil millones de dólares. Kieran Beer, integrante de la Aso-
ciación de Especialistas Certificados en Antilavado de Di-
nero, dice a Proceso: “A ningún gobierno le conviene arrui-
nar a la banca privada, menos aún al de Estados Unidos”.
J. JESÚS ESQUIVEL
tas antes que perder las multimillonarias
ganancias que obtienen de “la empresa del
narcotráfico”, concluyen especialistas de
Wall Street.
“Mientras sigan la demanda y el con-
sumo de drogas en Estados Unidos, habrá
lavado y envío de dinero a México”, di-
ce Kieran Beer desde su oficina en la ciu-
dad de Nueva York, en entrevista telefóni-
ca con Proceso.
Beer, analista financiero de la Asocia-
ción de Especialistas Certificados en An-
tilavado de Dinero (Acams, por sus siglas
en inglés), que brinda asesoría y capaci-
tación profesional a instituciones finan-
cieras, comercios y organizaciones en el
ámbito internacional, expone: “No existen
cálculos precisos sobre los montos de di-
nero que entran a México procedentes de
la venta de drogas en Estados Unidos: ¿30
mil, 40 mil o 50 mil millones de dólares al
año? Nadie sabe, puede ser más”.
Debido a ello, los departamentos del Te-
soro y de Justicia de Estados Unidos empe-
zaron a idear nuevos mecanismos en el sis-
tema financiero y bancario para evitar que
los narcotraficantes mexicanos sigan lleván-
dose a su país los miles de millones de dóla-
res que obtienen por la venta de drogas. Sin
embargo, los especialistas en lavado de di-
nero de Wall Street dudan que mediante esos
rigurosos proyectos de supervisión bancaria
se detenga el flujo cotidiano de “narcodóla-
res” del norte hacia el sur.
“Es una tarea infinitamente difícil de
hacer porque el sistema financiero y ban-
cario (nacional) tiene muchos huecos, que
son aprovechados por el crimen organiza-
do para lavar dinero: además, el gobierno
federal sabe que si actúa con mano dura
contra los bancos por lavar ‘narcodólares’,
puede provocar una crisis financiera mun-
dial”, admite una exfuncionaria, quien tra-
bajó en el Departamento del Tesoro du-
rante la administración de Bill Clinton y
accedió a la entrevista bajo la condición de
que no se revelara su identidad.
El gobierno de Barack Obama inves-
tiga ya a la banca por medio de la Red de
Aplicación de Medidas para Crímenes Fi-
nancieros del Departamento del Tesoro,
J
u
a
n

C
a
r
l
o
s

C
r
u
z

/

P
r
o
c
e
s
o
f
o
t
o
puntal
de la banca estadunidense
16

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Economia.indd 16 6/5/10 12:34 AM
y de la Oficina del Contralor Monetario
(OCC) del Departamento de Justicia.
El 17 de marzo último el gobierno fe-
deral multó con 160 millones de dólares
a Wells Fargo and Company, empresa fi-
nanciera del Banco Wachovia, por lava-
do de dinero procedente del narcotráfico
y por sus presuntos vínculos con casas de
cambio mexicanas, de acuerdo con los do-
cumentos oficiales de la investigación que
Acams facilitó a Proceso.
“El Banco no realizó un escrutinio rigu-
roso ni efectivo sobre transacciones por más
de 420 mil millones de dólares que hicieron
compañías mexicanas entre 1996 y 2007”,
sostiene la investigación conjunta de los de-
partamentos del Tesoro y de Justicia.
Los documentos señalan también que
fue en mayo de 2007 cuando el gobierno
detectó el problema de lavado de dinero en
Wells Fargo and Company.
“Se confiscaron y congelaron transac-
ciones por 11 millones de dólares a la firma
mexicana Casa de Cambio Puebla, acusa-
da de complicidad con el cártel del Pacífico,
para la compra de dos aeronaves que fueron
utilizadas para el transporte de cocaína”, in-
dica el escrito del Departamento del Tesoro.
Sobre ese punto, el Departamento de
Justicia agrega que ambos aviones fueron
comprados con dinero que se giró de Es-
tados Unidos a México por medio de Casa
de Cambio Puebla, y que en ellos se trans-
portaron más de mil toneladas de cocaína
a Estados Unidos.
Pactos con los bancos
En marzo pasado, luego del pago de los
160 millones de dólares de multa, el go-
bierno federal determinó retirar los cargos
criminales a Wells Fargo and Company,
que se comprometió a realizar “un escru-
tinio más riguroso en sus relaciones finan-
cieras con casas de cambio mexicanas”,
según los documentos de la investigación.
En el desglose de los 420 mil millones
de dólares que Wachovia presuntamente
evitó revisar en sus transacciones, desta-
ca que las transferencias electrónicas efec-
tuadas desde casas de cambio mexicanas a
cuentas bancarias de Wachovia ascendie-
ron a 373 mil millones de dólares.
Además, otros 51 mil millones de dó-
lares llegaron a Estados Unidos proceden-
tes de su vecino del sur y se colocaron en
bancos como “depósitos de servicios re-
motos”, anota la investigación.
Otra de las instituciones financieras
acusadas de ignorar señales de lavado de di-
nero fue American Express Company. En
agosto de 2007, la firma pagó una multa por
65 millones de dólares luego de que agen-
tes encubiertos del Departamento de Justi-
cia (quienes se hicieron pasar por lavadores
de dinero del narcotráfico) depositaron di-
nero procedente de la venta de drogas.
Y aquí... aún no saben qué hacer
CARLOS ACOSTA CÓRDOVA
L
a Secretaría de Hacienda y Crédito
Público (SHCP) y los bancos del país
no lograron un acuerdo para definir
las nuevas normas que regularán y
limitarán los depósitos de dólares en efec-
tivo en ventanillas, los cuales han aumen-
tado notablemente en los últimos años y
se presume que gran parte de ellos tienen
procedencia ilícita.
Ante la confusión y el nerviosismo que
el anuncio correspondiente generó entre
empresarios, inversionistas y público en
general, el titular de la dependencia, Er-
nesto Cordero, prometió que en la semana
recién concluida se darían a conocer los
lineamientos generales y los detalles de la
medida, cuyo único propósito –dijo– es “li-
mitar el ingreso en grandes cantidades de
dólares de procedencia ilícita que llegan a
través de una frontera muy porosa y muy
amplia; llegan a nuestro país y se deposi-
tan en el sistema bancario”.
Del 3 al 5 de junio, Cordero partici-
pó –junto con el gobernador del Banco de
México, Agustín Carstens– en la reunión
de banqueros centrales y ministros de fi-
nanzas del G-20, en Busán, Corea del Sur.
Aun así, funcionarios de Hacienda y
los representantes de la banca comer-
cial se reunieron la mañana del viernes 4,
sin lograr acuerdos sobre el tema. Uno de
los escollos principales es determinar los
montos que los bancos pueden aceptar
como depósitos en dólares en efectivo,
iguales para todos, sin que se dañen acti-
vidades lícitas.
El problema con el lavado de dinero es
que nadie tiene cifras precisas de los dóla-
res que entran al país desde Estados Uni-
dos y que son producto de actividades ilí-
citas, como narcotráfico –cuyas ganancias
son la principal fuente de lavado de dinero
en instituciones financieras de ambas na-
ciones–, secuestros, corrupción y tráfico
de armas y de personas. Pero todo mundo
reconoce que en los últimos años han au-
mentado notablemente.
Sin embargo, son cientos de miles las
operaciones “hormiga”, en pequeñas can-
tidades, que los sistemas informáticos de
los bancos no alcanzan a identificar como
irregulares.
También, millones de dólares llegan
“limpios” a los bancos, pues provienen de
actividades lícitas que pudieron realizar-
se con dinero sucio, como la compra de
pequeñas empresas, de inmuebles, autos
importados, arte y joyería de lujo, por men-
cionar algunas.
En las plazas turísticas las transaccio-
nes con dólares, aunque sea en montos
reducidos, son masivas y cotidianas, so-
bre todo en temporadas en que arriban
grandes grupos de turistas internaciona-
les, fenómeno que es aprovechado por los
delincuentes.
Todo ello lleva a cada autoridad a ha-
cer sus propios cálculos, con métodos
distintos y, por lo tanto, con resultados
diferentes.
En marzo pasado, el Departamento de
Estado de EU publicó su informe Interna-
tional Narcotics Control Strategy Report,
en el cual estimaba que cada año las orga-
nizaciones de narcotraficantes envían des-
de Estados Unidos a México entre 8 mil
millones y 25 mil millones de dólares.
Un mes después, en abril, el secretario
mexicano de Hacienda, Ernesto Cordero,
declaró en Washington –después de par-
ticipar en la reunión anual del Fondo Mo-
netario Internacional y el Banco Mundial–
que “hay montos muy importantes” de
dinero que se lava en México.
Dijo: “Se han presentado ante la Pro-
curaduría General de la República denun-
cias por lavado de dinero por cerca de 40
mil millones de pesos de 2007 a la fecha”.
Desde finales del mes pasado se filtró
a la prensa la intención gubernamental de
limitar los depósitos de dólares en efectivo
en ventanillas bancarias, toda vez que han
registrado un crecimiento inusual en los úl-
timos años.
El secretario de Hacienda manifestó
que es complicado conocer las cantida-
des de dólares ilícitos que ingresan al sis-
tema financiero nacional, pero dejó entre-
ver que son grandes montos y que debe
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
Cordero. Sin brújula
NARCOTRÁFI CO / FI NANZAS

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 17
Economia.indd 17 6/5/10 12:34 AM
detenerse su entrada al sistema bancario.
Explicó Cordero que la medida –que
presumiblemente será anunciada, ahora
sí, esta semana– nada tiene que ver con
un control de cambios o con una prohibi-
ción total de las operaciones con dólares.
Ni siquiera afectará la economía en
general, dijo, pues “todos los negocios lí-
citos que funcionan en México, que hacen
sus operaciones en dólares, van a seguir
funcionando de manera normal”.
La cifra más reciente sobre los recur-
sos del narcotráfico que entran al país fue
difundida apenas el miércoles 2 por auto-
ridades estadunidenses, aquí en México.
John Morton, subsecretario de la Agencia
de Aduanas y Migración de Estados Uni-
dos, y el embajador Carlos Pascual pre-
sentaron el Estudio Binacional de Bienes
Ilícitos, donde se calcula que cada año
pasan de EU a México entre 19 mil millo-
nes y 29 mil millones de dólares de ga-
nancias del narcotráfico.
La diferencia entre una y otra canti-
dades da idea de lo complicado que es
cuantificar el dinero ilícito que entra al
país. Inclusive, Morton reconoció que la
cifra de dólares que se incauta en la fron-
tera es mínima.
Ni México ni Estados Unidos, recono-
ció el funcionario, han hecho lo suficiente
para frenar el caudal de dólares que llegan
a México del narcotráfico, pues no basta
con arrestar a la gente que se presta para
trasladar recursos en cantidades mínimas.
“Tenemos que afectar –advirtió– la ca-
pacidad de los narcotraficantes para ha-
cer negocios”, porque gran parte de las
ganancias del narco se lavan con el simple
hecho de pasar de Estados Unidos a terri-
torio mexicano, pues la mayoría de ese di-
nero nunca es depositado en un banco.
Y justo lo que sostiene la Asociación
de Bancos de México es que muchos de
los recursos de procedencia ilícita lle-
gan “limpios” al sistema financiero, como
aquellos que son producto de ventas “líci-
tas” –con dólares en efectivo– de inmue-
bles, autos, etcétera. O
Al mes siguiente, Union Bank of Cali-
fornia también tuvo que pagar 21.6 millo-
nes de dólares al Departamento del Teso-
ro para eliminar los cargos de violación a
las leyes contra lavado de dinero en su rela-
ción con varias casas de cambio de México.
Beer subraya que, aun cuando el go-
bierno federal está comprometido a com-
batir el lavado de dinero en Estados Uni-
dos, “no cuenta con la capacidad para
detener el problema”. Además, dice, “las
regulaciones de la banca nacional e inter-
nacional son laxas y permiten el encubri-
miento de transacciones ilegales; a ningún
gobierno le conviene arruinar a la banca
privada, menos al de Estados Unidos”.
También comenta que en el país uno de
los instrumentos más comunes en el encu-
brimiento de lavado de dinero proceden-
te del narcotráfico es el secreto bancario.
El Acta del Secreto Bancario obliga a
todas las instituciones financieras de Es-
tados Unidos a reportar cualquier transac-
ción de dinero en efectivo superior a los 5
mil dólares, sobre todo si los depósitos se
hacen por medio de un intermediario, co-
mo las casas de cambio de México, de Co-
lombia y de otros países latinoamericanos.
Sin embargo, organizaciones especia-
lizadas, como Acams, sostienen que los
cárteles del narcotráfico utilizan los depó-
sitos de servicios remotos como el salvo-
conducto más efectivo para colocar miles
de millones de dólares en cuentas de ban-
cos estadunidenses, pese al Acta del Se-
creto Bancario.
Los servicios remotos
La exfuncionaria del Departamento del Te-
soro entrevistada por Proceso cuenta que
“los depósitos de servicios remotos son un
pasadizo muy seguro para manejar dinero
en efectivo, incluso si proviene de activida-
des criminales, pero si el depósito no supera
los 5 mil dólares, queda libre de sospecha”.
Ese tipo de transacciones se realiza de
distintas maneras, según el especialista de
Acams. Y pone un ejemplo: cualquier ciu-
dadano puede depositar 4 mil 999 dólares
en efectivo a una cuenta bancaria en Esta-
dos Unidos por medio de una casa de cam-
bio mexicana o colombiana desde cualquier
punto del planeta sin levantar sospecha.
Si, además, utiliza nombre o firma apó-
crifos, puede hacer varias operaciones a lo
largo de un día en distintas cuentas bancarias
de instituciones estadunidenses, gracias a las
facilidades que otorgan los depósitos de ser-
vicios remotos, puntualiza Beers.
William Grassano, portavoz de la Red
de Aplicación de Medidas para Crímenes
Financieros, rechazó la solicitud del re-
portero para entrevistar a algún funciona-
rio del Departamento del Tesoro acerca de
los depósitos de servicios remotos y su re-
lación con el lavado de dinero procedente
del narcotráfico. “En estos momentos no
se puede”, respondió Grassano.
A su vez, la exfuncionaria del Departa-
mento del Tesoro comentó: “Es imposible
calcular el número de transacciones de dine-
ro en efectivo que se efectúan todos los días
en los bancos de Estados Unidos por medio
de los depósitos de servicios remotos. Lo
que sí puedo decir, sin temor a equivocarme,
es que son varias decenas de millones de dó-
lares los que se mueven cada semana”.
El reporte del OCC destaca que otro
de los métodos favoritos de los narcotrafi-
cantes para lavar el dinero en instituciones
bancarias de Estados Unidos es el “depó-
sito de dinero en efectivo a través de per-
sonas que cruzan la frontera sur de Esta-
dos Unidos”.
Cientos de ciudadanos mexicanos atra-
viesan diariamente la línea fronteriza para
depositar en bancos estadunidenses canti-
dades de dinero en efectivo que no supe-
ran los 5 mil dólares, apunta el documento
del Departamento de Justicia.
Y añade: “Algunos de los depositarios
son clientes que se hacen pasar por peque-
ños empresarios, quienes sin violar las le-
yes financieras de Estados Unidos hacen
varios depósitos de dinero en efectivo en
distintos bancos a la semana o en menos
de 24 horas sin levantar la menor sospe-
cha. Todo eso se los permite la Ley del Ac-
ta del Secreto Bancario, siempre que los
depósitos no rebasen los 5 mil dólares”.
El documento del Departamento del
Tesoro, cuya copia proporcionó Beer a este
corresponsal, sostiene que todos los cárte-
les del narcotráfico de México lavan dinero
en Estados Unidos, y aunque las autorida-
des federales hacen todo lo necesario para
contener el problema, hasta ahora no han
podido evitar que las instituciones banca-
rias y financieras prohíban los millonarios
depósitos de dólares en efectivo.
A raíz de la multa aplicada al Ban-
co Wachovia, algunos bancos ubicados en
los estados de Texas, California y Nuevo
México comenzaron a rechazar a clientes
mexicanos que intentan hacer depósitos de
dinero en efectivo, señala uno de los docu-
mentos obtenidos por Proceso.
Según el Departamento del Tesoro, los
bancos de la frontera sur de Estados Uni-
dos consideran que las cuentas de algunos
clientes de origen mexicano son de “altí-
simo riesgo” porque, arguyen, pueden ser
intermediarios del narcotráfico para lavar
dinero.
La dependencia añade que hace dos
años los bancos de la frontera sur envia-
ban a sus ejecutivos a ciudades como Aca-
pulco, Cancún y Guadalajara para ofrecer
la apertura de cuentas bancarias por me-
dio de depósitos de servicios remotos a
sus potenciales clientes. Hoy, a raíz de las
multas a Banco Wachovia y American Ex-
press, ese servicio se canceló.
E
d
u
a
r
d
o

M
i
r
a
n
d
a
Carstens. Dejar hacer...
18

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

NARCOTRÁFI CO / FI NANZAS
Economia.indd 18 6/5/10 12:34 AM
Economia.indd 19 6/5/10 12:34 AM
20

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

C
ANCÚN, QR.- Una red de tráfico
de cubanos operó en este puer-
to desde los círculos de poder
más cercanos al exalcalde de
Benito Juárez y excandidato
al gobierno del estado, Grego-
rio Sánchez Martínez, Greg, quien gastó
recursos públicos en supuestos actos cul-
turales, cursos o “labores altruistas” para
tener la anuencia del Instituto Nacional de
Migración (INM) y lograr la entrada de
los isleños al país.
Hacia enero de 2009 comenzó a llegar a
México la última ola de caribeños por esa vía.
Eran, en su mayoría, mujeres que vinieron a
JUAN BALBOA Y JUAN VELEDÍ AZ
Greg Sánchez y su esposa, Niurka Sáliva, en complici-
dad con exespías de Cuba y funcionarios del municipio
de Benito Juárez (donde se asienta Cancún), montaron
una red de tráfico de inmigrantes de ese país al puerto
quintanarroense. Si bien el fenómeno de la migración
isleña no es nuevo, esta vez la operación se hizo a gran
escala. Para lograr ese propósito, los asesores de Greg
crearon al vapor una serie de empresas pantalla.
“Greg” y su esposa:
D
i
e
g
o

H
e
r
e
d
i
a
traficantes
de cubanos
Política Greg 1753.indd 20 6/5/10 12:30 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 21
trabajar a la empresa Escenario Total, S.A. de
C.V., constituida en diciembre de 2008 y cu-
yo dueño es –según copia de las escrituras del
Registro Público de la Propiedad de Quintana
Roo– Alberto Ayra Vázquez, cubano naturali-
zado mexicano que fungía como “asesor del
ayuntamiento de Benito Juárez”.
Los cubanos entraban con visas de
turistas y permisos oficiales de 180 días
de estancia. Una vez en Cancún, eran em-
pleados en diversos “espectáculos”, en al-
gunos de los cuales también participó la
empresa Comercializadora Riviera Maya,
cuyo gerente general, Francisco Di Mare,
“en su carácter de asesor de la oficina del
presidente municipal del ayuntamiento de
Benito Juárez”, presentaba las solicitudes
de internación al país.
Cualquier pretexto para el ingreso de
isleños fue utilizado también por funcio-
narios cercanos a Greg Sánchez, como
Jorge Alberto Rodríguez Carrillo, herma-
no del exprocurador estatal Bello Mel-
chor Rodríguez Carrillo. En su carácter
de contralor municipal, Jorge Alberto
presentó una solicitud al INM el pasado
11 de enero para la entrada al país de Ar-
letty Rebeca Cruz, quien participaría “en
el curso integral sobre la ley de contabili-
dad gubernamental”, actividad por la que
no recibiría remuneración alguna “por
tratarse de una labor altruista, por lo cual
la responsabilidad económica y moral la
asumiría el promovente”.
De acuerdo con documentos del INM
fechados en enero y febrero de este año,
cuyas copias tiene Proceso, una de las úl-
timas oleadas de cubanos que entraron por
intervención de asesores y empleados del
ayuntamiento mientras Greg Sánchez era
presidente municipal se dio con motivo
del carnaval y la Feria de Cancún.
El fenómeno que abrió la puerta al in-
greso masivo de cubanos vía la autoridad
local empezó el 30 de noviembre de 2009,
cuando el cabildo aprobó el Convenio de
Cooperación Cultural entre el municipio
de Benito Juárez y el Ministerio de Cul-
tura de Cuba.
El acuerdo busca, entre otras cosas,
poner en marcha un intercambio de “do-
cumentación bibliográfica especializada y
(de) personal artístico-técnico calificado
para impartir talleres, seminarios y confe-
rencias sobre diferentes manifestaciones
artísticas en centros docentes e institucio-
nes culturales”.
En los dos años de gobierno de Sán-
chez Martínez no sólo creció el número de
cubanos cerca o dentro del gobierno mu-
nicipal. Esa presencia aumentó también
en todo el territorio quintanarroense, es-
pecialmente en los municipios de Benito
Juárez, Isla Mujeres y Solidaridad.
A principios del nuevo siglo, la comu-
nidad cubana era casi inexistente en Quin-
tana Roo. Su sorprendente crecimiento,
según información del gobierno estatal y
del INM, tuvo dos etapas: la primera en
2005, con la explosión de la migración ile-
gal de cubanos por México, y la segunda,
tras la llegada de Greg a la alcaldía de Be-
nito Juárez, en 2008.
De acuerdo con datos del INM, ha-
ce cinco años 893 cubanos residían en
Quintana Roo. Era la tercera comunidad
extranjera asentada en el estado, sólo su-
perada por las de Estados Unidos (con 2
mil 213) y Argentina (con mil 11).
Ahora ese núcleo se sextuplicó (hay
más de 6 mil isleños, según información
del gobierno estatal), y en los últimos dos
años la presencia cubana es notoria en el
gobierno municipal y en los sectores em-
presarial, turístico y de giros negros.
Empresas “fachada”
La casa es de un solo nivel y está pintada
de blanco. Tiene una manta azul que dice:
Escenario Total, S.A. de C.V. Se localiza
en la zona céntrica de Cancún, muy cerca
de la principal terminal de autobuses.
El inmueble es modesto: por fuera se
ven sólo dos ventanas que dan al exterior
con un pequeño patio al frente. No parece
que haya trabajadores ni se ve el ajetreo
inherente a su objetivo empresarial –esta-
blecido en las escrituras de su acta cons-
titutiva– de “fabricar, comprar, exportar e
importar toda clase de audio, video, equi-
pos de iluminación y de cómputo”.
Tampoco se aprecia que ahí se com-
pre, venda u opere “toda clase de bienes
muebles, incluyendo maquinaria, equipo,
accesorios y/o herramientas”. Parece que
ninguno de los 12 objetivos para los que
se formó apenas hace año y medio la com-
pañía de Alberto Ayra se puede realizar en
esta casa de apenas 60 metros cuadrados
que es el domicilio fiscal de la empresa.
En dos ocasiones este semanario bus-
có entrevistar a Ayra. En la primera, el
pasado martes 1, uno de sus empleados in-
formó que el cubano-mexicano no estaba
en el inmueble y que regresaría un día des-
pués. Ese día, afuera del local, estaba es-
tacionada una camioneta Durango blanca
con una sola placa del estado de Florida.
El miércoles 2, la Durango ya no estaba ni
hubo quién respondiera las llamadas.
De acuerdo con funcionarios de Mi-
gración que investigan el caso, la empresa
Escenario Total podría ser utilizada como
fachada para operar el ingreso de cubanos
a Quintana Roo. Desde la detención de
Greg (preso en el penal de Tepic, acusado
de delincuencia organizada y lavado de di-
nero), sus actividades públicas quedaron
suspendidas.
El caso de Ayra, dentro del círculo cer-
cano del exaspirante a la gubernatura, se
suma a las historias protagonizadas por
otros asesores de Greg vinculados con
operaciones poco claras en la vida pública
de Quintana Roo y que actuaban de mane-
ra discrecional.
Destaca la situación de Boris del Valle
Alonso, abogado y diplomático nacido ha-
ce 43 años en La Habana, quien hasta mar-
zo de 2009 se desempeñó como “asesor
general en seguridad pública, desarrollo
social, infraestructura urbana, inversión
inmobiliaria, negocios con la iniciativa
privada y relaciones diplomáticas” del en-
tonces alcalde de Benito Juárez.
El hombre de la seguridad y la inte-
ligencia del excandidato al gobierno de
Quintana Roo fue acusado de participar en
el asesinato del general Mauro Enrique Te-
llo Quiñones el 3 de febrero de 2009. Del
Valle fue detenido el 6 de marzo de ese
año en el aeropuerto de la Ciudad de Méxi-
co por su relación, según el comunicado
242/09 de la Procuraduría General de la
República (PGR), “con el grupo criminal”
Los Zetas, a quienes presuntamente brinda-
ba protección e información privilegiada.
Son las investigaciones derivadas de
la averiguación previa PGR/SIEDO/UEI-
DCS/051/09, que se inició por la ejecu-
ción del general Tello, las que relacionan a
Boris del Valle con Los Zetas en Cancún.
Boris está recluido en el penal de El
Rincón, en Tepic, donde también fue en-
cerrado Greg.
Mientras vivió en Cuba este hombre
de tez blanca, nariz prominente y calvi-
cie prematura fue oficial de inteligencia
del G-2, el órgano de espionaje del Esta-
do cubano. Comenzó a ser popular entre
los quintanarroenses a raíz de que se le
vinculó con varias de las actuaciones de
Francisco Velasco Delgado, El Vikingo, ti-
tular de la Secretaría de Seguridad Pública
municipal y relacionado también con la
ejecución de Tello.
Desde 2004 tanto Greg como Boris se
convirtieron en socios en la constitución de
la empresa Xuyco, S.A. de C.V., especia-
lizada en “la construcción de todo tipo de
bienes inmuebles y muebles de cualquier
material para cualquier sector económico”.
Según copia del acta constitutiva dada a co-
nocer por el semanario local Luces del Siglo
en marzo de 2009, la compañía se formó el
30 de abril de 2004 con capital social varia-
ble de 50 mil pesos distribuido en 100 ac-
ciones con una duración de 100 años.
Además de Greg y Boris aparecían
también como accionistas el cubano Ma-
nuel Benítez Pérez y el suizo avecindado
en Panamá Bernard Baehler. Cada uno
apareció como dueño de 25% de la empre-
sa con un capital de 12 mil 500 pesos.
En revelaciones recientes a diarios na-
cionales, un grupo de testigos protegidos
involucró a Greg en el tráfico de cubanos,
chinos y rusos a la península de Yucatán.
En esa región, uno de sus hombres de
confianza, Erik Ramírez Martínez, pre-
JUSTI CI A
Política Greg 1753.indd 21 6/5/10 12:30 AM
22

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

E
l Partido de la Revolución Demo-
crática no descarta sustituir como
candidato al gobierno estatal por la
coalición Todos por Quintana Roo
a Greg Sánchez, preso por sus presun-
tos vínculos con el narcotráfico.
El martes 2, en una reunión entre
los miembros de la Comisión Política
Nacional (CPN) y el Secretariado Na-
cional, máximas instancias de su di-
rección, el PRD acordó continuar la de-
fensa de Greg hasta que se agoten los
tiempos jurídicos; es decir, hasta que le
dicten sentencia.
Se decidió también lanzar una cam-
paña mediática para demostrar cómo el
gobernador priista de Quintana Roo, Fé-
lix González Canto, y la dirigencia esta-
tal del PRI –en complicidad con el secre-
tario de Gobernación, Fernando Gómez
sumiblemente se reunía con Juan Manuel
Jurado Zarzosa, El Puma, miembro de Los
Zetas y señalado como autor intelectual
del asesinato de Tello, con quien habría
acordado el trasiego de indocumentados
por esta región del país.
Historias familiares
Los ojos y oídos del G-2, el órgano del
espionaje cubano, aparecen como sombra
detrás de Niurka Sáliva Benítez, tercera
esposa de Greg. Esta mujer tiene dentro de
su escolta personal a un hombre discreto,
de modales afables: Javier Alfredo Molina
Benítez, uno de los medios hermanos de la
mujer del frustrado candidato al gobierno
quintanarroense.
De acuerdo con reportes del gobierno
federal, este hombre fue entrenado en tiro
por la policía de Cuba y realizó estudios en
la escuela del órgano de seguridad del Esta-
do, es decir, donde se prepara a los espías.
Otro medio hermano de Niurka, Alfre-
do Javier Molina Benítez, es un ingeniero
en electrónica que contrajo matrimonio
con la mexicana Rosa del Rosario (hi-
ja de empresario Guillermo del Rosario
Hernández, exsecretario local de Turismo
y representante legal de la empresa Pro-
mociones Bahía Azul) gracias a la cual
obtuvo la naturalización para después se-
pararse de ella.
Él fue quien se fingió enfermo, en fe-
brero de 2005, para que Niurka Sáliva, su
media hermana, pudiera entrar a Méxi-
co con una visa “humanitaria”. Niurka y
Greg ya se habían casado en Cuba, pero
ella aún no podía salir de la isla. Una vez
en México, su marido la ayudó a regulari-
zar su situación migratoria para obtener la
residencia y, después, naturalizarse.
En el otoño de 2004 Niurka Sáliva Bení-
tez era una joven a la que le faltaba un semes-
tre para acabar la carrera de medicina, con
especialidad en pediatría; entonces conoció
a Gregorio Sánchez Martínez, quien viajaba
con frecuencia a La Habana. Él acostumbra-
ba hospedarse con un matrimonio cubano:
Pedro y Julia. El hombre fue agente del G-2
pero cayó en desgracia cuando se descubrió
que regenteaba jineteras, como se conoce a
las prostitutas cubanas.
El día que Greg conoció a Niurka fue
cuando ella aceptó que le diera un aven-
tón, se hicieron novios y a los pocos me-
ses se casaron en La Habana. El padre de
la muchacha, José Ángel Sáliva Pino, era
un guajiro que combatió en la revolución,
fue oficial del Servicio de Intendencia y
alcanzó el grado de coronel. A pesar de
que perteneció al aparato de seguridad, en
sus últimos años de servicio en el ejército
cubano se desempeñó como director del
Museo del Ministerio del Interior.
Su hija era buena estudiante, tenía
promedio casi perfecto. Cuando llegó a
México, su marido la mandó a estudiar
oratoria con un pastor evangélico origi-
nario de Guadalajara, comenta una fuente
allegada a ambos que pidió permanecer
en el anonimato.
Con preparación o sin ella, la esposa
de Greg ha demostrado un manejo de ima-
gen frente a la cámara y un perfil de mu-
jer abnegada que le valió ser considerada
posible “sustituta” para la candidatura al
gobierno del estado, posibilidad que fue
desechada hace unos días por la dirigencia
nacional del PRD. Su papel se ha reduci-
do a ser la “representante” de su marido
en los mítines multitudinarios que se han
organizado en la zona popular de Cancún,
donde conservan bases de apoyo.
Las aristas de la “extraña presencia”
de cubanos en Cancún comienzan ahora a
apuntar hacia el DIF municipal, instancia
que encabezó la esposa de Greg hasta an-
tes de que éste pidiera licencia para con-
tender por la gubernatura.
Octavio Gómez
Mont–, fabricaron el caso contra Greg Sán-
chez a fin de evitar su participación en las
elecciones.
Aunque públicamente el dirigente na-
cional del PRD, Jesús Ortega, descartó
la sustitución, el acuerdo interno del par-
tido incluye buscar un candidato alterna-
tivo. Esta decisión se reforzó después de
que dos de los abogados de Greg, Gonza-
lo Aguilar Zinser y Eduardo Luengo Creel,
concluyeron que su cliente no saldrá de la
cárcel antes de las elecciones del 4 de julio.
El jueves 3, el Instituto Electoral de Quin-
tana Roo canceló la candidatura de Greg,
por lo que la dirigencia perredista local inter-
puso un recurso de apelación ante el Tribu-
nal Electoral Estatal.
Dudas perredistas
La decisión de cambiar de candidato por
la situación jurídica de Greg Sánchez divi-
ROSALÍ A VERGARA
A sustituir
a un muerto...
Ortega. Último intento
Política Greg 1753.indd 22 6/5/10 12:30 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 23
Algunas versiones coinciden en que
de ese DIF salieron las solicitudes de per-
misos para el ingreso de médicos y otros
profesionistas cubanos invitados a reali-
zar labores sociales a través de la organi-
zación Todos Somos Quintana Roo, que
opera principalmente en el norte del esta-
do, donde se fragua el tráfico de isleños
hacia Estados Unidos.
Violencia cubana en Cancún
Quintana Roo, Chiapas, Tabasco, Vera-
cruz y los aeropuertos de la Ciudad de
México y de Cancún son los puntos neu-
rálgicos de la migración cubana hacia
nuestro país, que tiene como finalidad pi-
sar suelo estadunidense para acogerse a la
Ley de Ajuste Cubano.
Sin embargo, con la llegada masiva de
cubanos desde Florida y La Habana, princi-
palmente, el índice de violencia en la penín-
sula de Yucatán fue en aumento desde 2005.
La presencia cada vez más activa de
grupos de isleños radicados en Miami
que se dedican al tráfico de indocumen-
tados en Cancún, Playa del Carmen, Isla
Mujeres e Isla Convoy, pero sobre todo
la disputa por el control de rutas que ini-
cialmente fueron del narcotráfico, desató
dió la opinión del Secretariado Nacional y
la CPN.
De acuerdo con militantes presentes en
la reunión del martes 2 en la sede del PRD,
Dolores Padierna, dirigente de Izquierda De-
mocrática Nacional, y Ricardo Ruiz consi-
deran necesario pensar en la sustitución del
candidato quintanarroense y que el nue-
vo aspirante sea avalado por el mismo Greg
mientras él se dedica de lleno a su defensa.
El otro polo, formado por Nueva Iz-
quierda y Alianza Democrática Nacional
(ADN), entre otros, propone seguir con
Greg Sánchez como candidato y apo-
yarlo jurídicamente hasta que se ago-
ten los recursos para devolverle los de-
rechos político-electorales que le fueron
retirados al declarársele formalmente
preso.
Al encuentro acudieron también los di-
rigentes de los 12 estados donde habrá
elecciones para gobernador. El presidente
del partido en Quintana Roo, Rafael Quin-
tanar, y Ángel Cedillo, de ADN, sostienen
la postura de “patria o muerte”: defender
la candidatura hasta en la cárcel.
Para terminar la reunión, Ortega aclaró
que sería necesario seguir defendiéndolo
hasta agotar los tiempos jurídicos. Beatriz
Mujica, secretaria de Alianzas del partido,
lo secundó, al igual que David Cervantes,
de Izquierda Social.
Defensa jurídica
Mientras tanto, los abogados de Greg si-
guen con la defensa jurídica basados en la
premisa de que se trata de un caso fabrica-
do por el gobierno para cancelar los dere-
chos políticos de su cliente.
El 3 de junio pasado, Salvador Rocha
Díaz, otro de los abogados, explicó con mi-
nuciosidad cómo comenzó la persecución
judicial contra el excandidato y calificó de
“ridículas e inusitadas” las acusaciones
contra su cliente. En entrevista, Luengo
Creel considera que el caso tiene tintes po-
líticos porque la acusación está basada en
testigos protegidos que no se identifican,
nadie sabe si en verdad existen ni pueden
localizarlos para entrevistarlos.
“Esto contradice la tesis de que cual-
quier persona es inocente hasta que se
demuestre lo contrario, porque se parte
de la premisa de que cualquiera es culpa-
ble hasta que se demuestre su inocencia”
y es peligroso para la ciudadanía, porque
“cuando se desnaturaliza la figura de tes-
tigo protegido para afectar a adversarios
políticos, se coloca a los gobernantes en
la indefensión; ahora cualquiera podría
vincularlos con el narcotráfico”.
El equipo de defensa de Greg ya interpu-
so un recurso de apelación que deberá resol-
ver un magistrado de un tribunal unitario.
Para el abogado no hay duda: es-
te caso se armó basándose en los tiem-
pos político-electorales y con esto Greg
ya quedó inhabilitado para asumir cual-
quier cargo, queda afectado como perso-
na y se daña a la familia, porque “queda
manchado”.
En su opinión “será un proceso larguí-
simo y desgastante, porque defenderlo
es dificilísimo”, ya que Gregorio Sánchez
Martínez, Greg, está preso en el penal de
alta seguridad El Rincón, en Nayarit, desti-
nado a narcotraficantes, lo que dificulta la
relación abogado-cliente. “Para cuando el
caso termine –dice el litigante– ya se des-
truyó su honra, la de su familia y su presti-
gió político”.
El PRD anunció que interpondrá un jui-
cio para la protección de los derechos po-
líticos de Greg Sánchez ante el Tribunal
Electoral del Poder Judicial de la Federa-
ción (TEPJF).
Por lo pronto, el viernes 4 de junio lle-
garon a Cancún Martha Dalia Gastélum,
Éric Villanueva y Norma Miranda, militan-
tes perredistas de Nueva Izquierda, para la
“reorganización proselitista” de la campa-
ña de Greg.
Ese día realizaron una marcha, encabe-
zada por Jesús Ortega, Niurka Sáliva y el
diputado Guadalupe Acosta Naranjo, para
exigir la liberación del candidato. O
JUSTI CI A
desde 2007 una violencia nunca vista en
el estado.
El cubano Luis Lázaro Lara Morejón
fue ejecutado en julio de 2007 de 10 bala-
zos en una brecha de la carretera Cancún-
Mérida. A finales de septiembre, un cubano
residente en Florida, Maximiliano Reyna
Molas, Richard Agüero,
fue acribillado en el esta-
cionamiento del mercado
de artesanías Coral Ne-
gro, en la zona hotelera de
Cancún.
Tres meses después,
su hermano, Juan Carlos
Reyna Molas, fue embos-
cado por un comando en
el fraccionamiento resi-
dencial Santa Fe.
Luis Lázaro Lara
Morejón y Maximilia-
no y Juan Carlos Reyna
Molas son tres de los 30
cubanos ejecutados en
Quintana Roo en 2007.
Según las investigaciones
de la PGR, los asesina-
dos formaban parte de un
grupo dedicado al tráfico
de ciudadanos de la isla.
El asesinato del cubano Humberto Fe-
bles Santana, en marzo de 2008, marcó el
final de la primera etapa de los nuevos in-
quilinos en la comunidad cubana en Quin-
tana Roo. La segunda empezó ese año, al
asumir Greg la presidencia municipal de
Benito Juárez. O
AP photo /Israel Leal
A
P

p
h
o
t
o

/
I
s
r
a
e
l

L
e
a
l
Cubanos ilegales. Marea creciente
Política Greg 1753.indd 23 6/5/10 12:30 AM
24

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

El jinete de la
corrupción
Confirmados, los megafraudes de Eduardo Bours
L
u
i
s

G
u
t
i
é
r
r
e
z
Corrup bours 1753.indd 24 6/5/10 2:05 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 25
E
n las tardes calurosas de Her-
mosillo, un tranquilo Eduardo
Bours suele hacer largas ca-
balgatas por sus propiedades
y presumir con sus amigos la
estampa y el trapío de sus ca-
ballos: dos pura sangre de raza
árabe que sólo pueden comprar jeques,
príncipes y empresarios acaudalados.
Pero ahora el exgobernador de Sonora
tiene motivos para preocuparse. El jueves
3, ante el pleno de la Suprema Corte de
Justicia de la Nación (SCJN), el ministro
Arturo Zaldívar lo señaló como uno de
los 14 funcionarios y exfuncionarios que
tienen responsabilidad en la tragedia ocu-
rrida hace un año en la guardería ABC de
Hermosillo (Proceso 1703, 1704 y 1705).
Pero eso no es todo. Una investigación
emprendida a instancias del nuevo gobier-
no estatal, encabezado por el panista Gui-
llermo Padrés, y que quedó a cargo de la
Dirección General de Auditoría Guberna-
mental, confirmó lo que se sospechaba des-
de las primeras revisiones efectuadas por
despachos externos en cuanto al desem-
peño de Bours como gobernador: múltiples
maniobras para la falsificación de docu-
mentos, desviación de recursos públicos,
fraudes de todo tipo...
En varias ediciones (números 1741,
1721, 1657 y 1565), Proceso dio cuenta de
los escandalosos malos manejos en los que
incurrió repetidamente el entonces man-
datario. Sólo un ejemplo: el caso del Plan
Sonora Proyecta mediante el cual el gober-
nador priista dio la pauta para endeudar al
estado con alrededor de 10 mil millones de
pesos a través de un fideicomiso privado;
proyecto que, sin embargo, fue impugnado
por la Suprema Corte, toda vez que pre-
tendía valerse de la “bursatilización” de la
deuda pública (Proceso 1709).
En abril de 2008, en medio de esos es-
cándalos de corrupción, a los que se su-
maron los de violencia y narcotráfico, este
semanario realizó una radiografía (edición
1643) en dos vertientes: los multimillona-
rios negocios realizados por los Bours a la
sombra del poder y las redes tejidas para
la presunta protección del tráfico de dro-
gas en la entidad.
El empresario y político priista de-
mandó por daño moral al autor de ese
reportaje, Ricardo Ravelo, así como a la
empresa editora de Proceso, Comunica-
ción e Información, S.A. de C.V.; pero un
año después, el 21 de abril de 2009, el Juz-
gado Decimotercero de Distrito en el DF
declaró insubsistente la demanda.
Las auditorías
El 1 de noviembre de 2009, ya en el go-
bierno panista, el secretario de la Con-
traloría General del Estado, Carlos Tapia
Astiazarán, le notificó al secretario de
Hacienda local (oficio S-1678/2009),
Alejandro López Caballero, que se iba a
efectuar una auditoría a su dependencia
en los rubros de ingresos, egresos, ban-
cos, adquisiciones de bienes y servicios,
deudores del erario, acreedores diversos
y proveedores. El arqueo, precisó, abar-
caría del 1 de enero de 2008 al 31 de no-
viembre de 2009.
De acuerdo con la documentación ofi-
cial del caso, a la que el reportero tuvo acce-
so, desde distintas unidades administrativas
de la Secretaría de Hacienda del gobierno de
Bours se emitieron no 22 cheques, como se
presumía en principio, sino 75 de cuatro di-
ferentes instituciones bancarias por un mon-
to total de 191 millones de pesos.
Según los resultados de las audito-
rías –las revisiones se prolongaron cuatro
meses y culminaron en marzo último–,
33 funcionarios de la administración de
Bours fueron encontrados responsables de
defraudación al erario. De éstos, algunos
aparecían como firmantes de los docu-
mentos bancarios.
La actual coordinación de área de
la Subsecretaría de Control de Fondos y
Pagaduría expidió 16 cheques por 40 mi-
llones 500 mil pesos; Édgar Prendas San-
doval, director de la Tesorería del estado,
temporalmente en funciones, emitió otros
16 cheques por una cantidad igual; Elba
Marcela Ruiz Quintero, subdirectora de la
Dirección General de Control de Fondos
y Pagaduría, firmó 15 cheques por 37 mi-
llones 900 mil pesos; Dulce María Huer-
ta Meza, directora actual de la Tesorería
General del estado, sacó 15 más por 35
millones 600 mil pesos, y Fernanda Alicia
Obregón Garza, jefa de departamento en
la Dirección General de Administración,
liberó 14 cheques por 36 millones 500 mil
pesos.
En dos denuncias dirigidas a José Ángel
Calderón Piñeiros, director general de Res-
ponsabilidades y Situación Patrimonial, de
la Secretaría de la Contraloría, Patricia Au-
genia Argüelles Canseco, directora general
de la Auditoría Gubernamental, señaló que
los 33 funcionarios incurrieron en desvío
JOSÉ GI L OLMOS
La confirmación documentada en torno a la cauda de
corruptelas, fraudes, conflictos de interés y omisiones
criminales de Eduardo Bours, exgobernador de Sonora,
llegó por fin... Por un lado, la Suprema Corte de Justicia
le recordó su parte de responsabilidad en la tragedia
que, además de haber cobrado la vida de 49 niños y cau-
sado quemaduras a más de 100, le costó la gubernatura
a su partido, el PRI. Por otro, mediante una serie de audi-
torías la nueva administración panista del estado ratifi-
có sus malos manejos. Un ejemplo: la emisión de por lo
menos 75 cheques de las arcas sonorenses que fueron
cobrados por terceras personas sin justificación.
ESTADOS / SONORA
Corrup bours 1753.indd 25 6/5/10 2:05 AM
26

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

ESTADOS / SONORA
de recursos y pagos sin el respaldo de fac-
turas o recibos.
En la lista de órdenes de pago a pro-
veedores emitidas en 2009 y solicitadas
por la Auditoría a la Secretaría de Hacien-
da figura el pago de 5 millones 159 mil
pesos a la empresa Advanced Business
System para el seguimiento y captura del
presupuesto de ingresos integrado al sis-
tema de información y finanzas; otro por
7 millones 894 mil pesos a la compañía
GOCG Procesos y Soluciones, por “comi-
sión de éxito por aportaciones al Fonden”;
uno más, por 4 millones 485 mil pesos,
a Alianza Empresarial de Sonora, por la
“intermediación” para la obtención de un
crédito por 260 millones de pesos, y 6 mi-
llones de pesos a Proyectos Mega y De-
sarrollos, por la elaboración de corridas
financieras y de un contrato de términos
y asesoría en la consecución de 105 millo-
nes para el gobierno del estado.
Frente a esta discrecionalidad financie-
ra propiciada por la emisión de “cheques
fantasma” y su cobro por personal ajeno al
gobierno, en abril último el contralor Ta-
pia Astiazarán explicó en conferencia de
prensa que las revisiones efectuadas como
parte de las auditorías al sexenio pasado
permitieron descubrir nuevos cheques que
aparecían como cobrados por trabajadores
de la Secretaría de Hacienda estatal.
“Están a nombre de terceros y éstos
todavía son funcionarios en la secretaría.
Ellos desconocen la existencia de esos
cheques y no son sus firmas las que los
endosan”, precisó, y añadió: “Además
de quienes recibieron los cheques, están
quienes los firmaron. Ahí aparecen todos
los procedimientos internos de la creación
del pasivo, de la solicitud del cheque, de la
expedición del cheque”.
Adelantó que una vez terminada la
auditoría deberán investigarse todos los
movimientos. Sin embargo, se equivocó
al señalar que la mayoría de los implica-
dos ya no estaba laborando en el gobierno
estatal, pues, de acuerdo con la auditoría
final, de los 33 funcionarios involucrados
23 aún ocupan los mismos puestos.
Ahora que la Secretaría de la Contra-
loría General concluyó la indagación em-
pezará a llamar a exfuncionarios estatales
que tuvieron participación en el presunto
fraude por el cobro de cheques que hicie-
ron terceras personas.
El contralor del estado informó que
ahora se integra el expediente y sólo faltan
detalles. Mientras tanto, se piensa fincar
responsabilidades, pues algunas de las
irregularidades que fueron detectadas son
constitutivas de delitos que se persiguen
penalmente.
Historial de manejos turbios
Cuando abandonó el cargo a mediados de
septiembre de 2009, Bours ya enfrentaba
denuncias de la oposición por desvío de
recursos públicos mediante la emisión de
cheques fantasma; además, los oposito-
res lo acusaron de haber elevado la deuda
debido a su mal manejo de las finanzas
públicas, así como del fracaso del Plan
Sonora Proyecta, con el que había prome-
tido llevar al estado al “primer mundo”.
A los seis meses de que Bours dejó la
gubernatura, la administración entrante
promovió demandas contra 33 funcio-
narios del equipo de Bours por fraude
mediante falsificación de documentos,
desviación de recursos y uso indebido de
funciones. La investigación que detectó
estas irregularidades en la Secretaría de
Hacienda estatal estuvo a cargo de Argüe-
lles Canseco.
Desde que asumió su cargo el nuevo
gobernador de Sonora, Guillermo Pa-
drés, confirmó que la anterior adminis-
tración había dejado un déficit superior
a los mil 400 millones de pesos y aclaró
que esa cifra no la dio a conocer su go-
bierno, sino despachos internacionales.
Citó a las firmas Gossler y Horwath Cas-
tillo Miranda como las que estarían a car-
go de las auditorías.
En octubre de 2009, Padrés dijo que
se había descubierto la emisión de 22 che-
ques por 70 millones de pesos a nombre
de funcionarios estatales, pero hizo hin-
capié en que estos documentos fueron
cobrados por terceras personas. Precisó
que se encontraron partidas excesivas que
sobregiraron el presupuesto.
En esa ocasión, el secretario de Ha-
cienda, Alejandro López Caballero, in-
formó que los primeros resultados de las
revisiones permitieron ubicar partidas por
320 millones de pesos que les fueron rete-
nidas a los trabajadores del estado; otras
más por 54 millones de pesos correspon-
dientes a cuotas y retenciones sindicales
de los maestros y, por último, 101 millo-
nes de pesos por concepto de “asesoría y
capacitación”.
Detalló que entre las disposiciones en
efectivo realizadas con cheques entre fe-
brero y julio de 2009 hubo cobros diver-
sos, cuyos montos van de 2.5 hasta 17.5
millones de pesos, y agregó que se detec-
taron convenios para los cuales no había
recursos disponibles; fue el caso de Alian-
za para el Campo, proyecto al que el go-
bierno estatal debía aportar 223 millones
de pesos, e Inversión para la Educación,
en el que se debían invertir 51 millones de
pesos.
Caso ABC: la estocada final
El incendio en la guardería ABC de Her-
mosillo, ocurrido el 5 de junio de 2009,
fue el “empujón” que el PRI, el partido de
Bours, necesitaba para ver fracasado su
intento de conservar la gubernatura.
El voto de castigo de los sonorenses
fue implacable. La tragedia que costó la
vida a 49 niños y quemaduras a más de
100 cambió el panorama electoral en So-
nora y rompió el pacto que hasta entonces
tenía el “priista” Bours con el gobierno
de Felipe Calderón, a quien después de
haber apoyado para que se reconociera
su impugnado triunfo en 2006, acusó de
ser el responsable de la tragedia (Proceso
1704).
Semanas y semanas transcurrían y
Bours ocupaba buena parte de su tiempo
para exculparse ante los medios –ya veía
venir el desastre electoral– en vez de satis-
facer las demandas de las familias de las
víctimas, investigar a fondo las causas del
incendio y fincar responsabilidades.
Bours y su gabinete. Saqueo
L
u
i
s

G
u
t
i
é
r
r
e
z
Corrup bours 1753.indd 26 6/5/10 2:05 AM
Corrup bours 1753.indd 27 6/5/10 2:05 AM
28

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Eduardo Miranda
Onésimo:
hasta con los cadáveres
Corrupción Onésimo 1753.indd 28 6/5/10 12:31 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 29
Por enésima vez, Onésimo Cepeda es señalado como
un negociante sin escrúpulos. Ahora, el empresario
Guillermo de Velasco, su pariente político, dice que me-
diante prestanombres el obispo de Ecatepec maneja la
empresa de servicios funerarios Grupo CIF y hace valer
sus contactos con funcionarios para ampliar su cliente-
la. Afirma que incluso el prelado hizo que lo detuvieran
ilegalmente a raíz de un pleito judicial.
O
nésimo Cepeda, el polémico
obispo de Ecatepec, es al pa-
recer el verdadero dueño del
Grupo Certificados Integrales
Funcionales (Grupo CIF), una
influyente empresa que ha lo-
grado obtener contratos para prestar servi-
cios funerarios a varios gobiernos estatales
y a muchas dependencias federales, inclui-
da la Presidencia de la República.
Debido a que por su investidura de
obispo está legalmente impedido para rea-
lizar actividades mercantiles con fines de
lucro, Onésimo Cepeda puso como presi-
dente de la empresa a su primo político Al-
berto Monroy Calva, mientras que al hijo
de éste, Alberto Monroy Cepeda, lo nom-
bró apoderado. Ambos son los principales
prestanombres utilizados por el prelado.
Sin embargo, al descubrirse que el
Grupo CIF estaba desviando dinero del fi-
deicomiso donde se depositaban las apor-
taciones de su vasta clientela, un juez le
ordenó a la empresa que mostrara cuentas
claras y exhibiera toda la documentación
relativa a sus contratos. Pero Onésimo Ce-
peda está utilizando todas sus influencias
políticas para no acatar la decisión judi-
cial, por lo que, se sospecha, intenta ocul-
tar un cuantioso fraude.
Guillermo de Velasco Mendívil, presi-
dente de Fiducia, afianzadora que le ma-
nejaba el fideicomiso al Grupo CIF pero
que decidió dejarlo al detectar las irregu-
laridades, lanza la señal de alerta:
“Los clientes del Grupo CIF están en
grave peligro; totalmente desprotegidos y
sujetos a operaciones terriblemente ries-
gosas, a una gran contingencia. Ya se los
advertí a algunas dependencias guberna-
mentales que tienen contratos con esa em-
presa. Es mi obligación hacerlo.”
–¿En qué consiste ese riesgo?
–En que la empresa no cumpla con los
servicios funerarios que está ofreciendo
a sus clientes. Ya hubo irregularidades en
el fideicomiso que nosotros le manejá-
bamos, y actualmente no sabemos si hay
otro fideicomiso. Tal vez lo tenga en algu-
na casa de bolsa, no lo sé. En la publicidad
actual de la empresa, dice estar respaldada
por la casa de bolsa Vector.
“Además se hace llamar Grupo CIF,
pero a un grupo lo conforman varias em-
presas y este no es el caso. Es más, en su
publicidad, la empresa da como domicilio
de sus oficinas la calle Enrique Rébsamen
número 333, en la colonia Del Valle de la
Ciudad de México, pero ahí no hay nada.
Ni a nosotros, como fiduciaria, nos notifi-
có cuál era su verdadero domicilio. Grupo
CIF además opera como si fuera una ase-
guradora, pero sin serlo, lo cual viola la
Ley de Seguros.”
–¿Dentro de qué figura encaja enton-
ces el Grupo CIF?
–No lo sé, tal vez como una provee-
dora de servicios o como una comercia-
lizadora. Todo es muy atípico… y muy
peligroso. Es como las famosas pirámi-
des; les empieza a llegar mucho dinero
que está sustentando a la cúpula, pero
cuando se corta el flujo o pasa cualquier
otra cosa, todo se desploma como un cas-
tillo de naipes.
“Los clientes (de CIF) son empleados
de las secretarías de Estado, de la Presi-
dencia de la República o de los gobiernos
estatales. Imagínese si la Secretaría de
Hacienda, por poner un caso, tiene a 400
empleados metidos ahí y de pronto se da
cuenta de que no tienen ninguna garantía.
O si de pronto mueren 100 policías judi-
ciales del Estado de México y el Grupo
CIF no puede darles servicio funerario.
¿Qué va a pasar?”
Sin embargo, en sus promocionales el
Grupo CIF asegura que “ofrece protec-
ción funeraria a perpetuidad, al adquirir
nuestro certificado integral funerario”.
Éste incluye, dice, “el pago de todos los
gastos asociados con el deceso, así como
el ataúd o urna en caso de inhumación o
cremación, el título de propiedad de la
gaveta o fosa”. Además, el Grupo CIF
se encarga de “los trámites legales”, del
“traslado al velatorio seleccionado” y
del “arreglo estético” de los cadáveres.
Asegura que da “servicio y atención
en la República Mexicana y el extranjero”
los “365 días del año y las 24 horas del
día”. Cuenta con tres planes: “Topacio”,
“Rubí” y “Diamante”, cuyos precios son
distintos porque dependen de la calidad
del “panteón, funeraria, ataúd o urna ele-
gida”. Los costos varían, ya sea si son pa-
gos al contado o a distintos plazos.
Reza su slogan: “Grupo CIF resuelve
su futuro y el de su familia ante lo inevi-
table. Déjelo todo en nuestras manos. To-
dos llegamos a nuestro destino, de usted
depende la forma”. Y por índice alfabéti-
co da una larga lista de las dependencias
gubernamentales que ya tienen emplea-
dos adscritos al Grupo CIF, entre ellas la
Presidencia y 17 secretarías de Estado, así
como los gobiernos estatales de Puebla,
Hidalgo, Morelos y el Estado de México.
La lista incluye a la UNAM, la UAM,
la Universidad Pedagógica Nacional, la
Universidad de Chapingo, El Colegio de
México, El Colegio de Michoacán, El Co-
legio de la Frontera Sur y El Colegio de la
Frontera Norte. También aparecen Pemex,
la Lotería Nacional, el IMSS, algunas ins-
tancias policiacas, hospitales, bancos, edi-
toriales y televisoras, entre otras.
“No sabemos cuánto dinero esté ingre-
sando al Grupo CIF, porque nadie está re-
gulando a la empresa –dice Guillermo de
Velasco–; tampoco sabemos cuántos clien-
tes tiene en total ni quiénes son. Lo cierto es
que (CIF) es una intermediaria en la venta
de servicios. Se muere una persona y contra-
ta todos los servicios funerarios respectivos,
recibe ganancias por todos lados.”
–¿No dispone entonces de almacenes
con féretros, de flotillas de carrozas fúne-
bres, de velatorios, de empleados distri-
buidos en todo el país?
De Velasco ríe, y contesta:
CORRUPCI ÓN
RODRIGO VERA
Corrupción Onésimo 1753.indd 29 6/5/10 12:31 AM
30

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

–No, no, nada de eso. El famoso Grupo
CIF, que no ha de tener más de 10 emplea-
dos, contrata todos los servicios funera-
rios. O bien, si los deudos lo prefieren,
les puede dar el dinero para que sean ellos
quienes personalmente contraten esos ser-
vicios. Aquí lo importante es quién está
realmente detrás del negocio. Y muchos
elementos nos llevan al obispo Onésimo
Cepeda, quien no puede dar la cara porque
legalmente está impedido para dedicarse a
este tipo de actividades.
–¿Qué lo hace suponer tal cosa?
–Primero necesito relatar cómo surgió
el Grupo CIF. En 1999, el obispo terminó
de construir la catedral de Ecatepec y que-
ría comercializar sus criptas entre la feli-
gresía local. El encargado de hacerlo fue
su primo político, Alberto Monroy Calva,
esposo de una prima hermana de Onési-
mo, María Guadalupe Cepeda. A Alberto
yo lo conozco muy bien, pues era conse-
jero y accionista de mi empresa, Fiducia.
“Alberto se acerca conmigo y me pide
que lo ayude a comercializar esas criptas.
Yo acepto. Recuerdo que pensaban vender
mil criptas, el tamaño de cada una era de
un metro cúbico, muy grande, por lo que
les propusimos que cada cripta podía divi-
dirse en cuatro y así lo hicieron; finalmen-
te vendieron 4 mil criptas.”
–¿Onésimo estaba detrás de Alberto?
–¡Claro! Yo los ayudé a desarrollar su
esquema de comercialización mediante
certificados funerarios. Pasa el tiempo, se
venden las criptas de Ecatepec y el nego-
cio empieza a extenderse poco a poco a
todo el país. Así surge el Grupo CIF, pre-
sidido por Alberto Monroy Calva y cuyo
apoderado era un hermano del obispo, En-
rique Cepeda Silva.
“Pero a Enrique lo sacan del negocio
en 2008 y lo sustituye un sobrino del obis-
po, Alberto Monroy Cepeda, hijo de Al-
berto Monroy Calva. Albertito es un joven
abogado fiscalista, treintañero, que actual-
mente es quien da la cara en los negocios
de Onésimo. El muchacho es tan cercano
al obispo que, se dice, vive con éste en su
residencia de Bosques de las Lomas.
“Albertito se ha convertido en un prós-
pero empresario. Trae hasta coche blinda-
do, siempre escoltado por otro automóvil
con guaruras. ¿Usted cree que él solo pu-
do llegar a tanto? ¡Pues no! Es el operador
y el hombre más cercano a Onésimo.”
–¿No era rico ya ese joven?
–No, no; él y su padre provienen de la
clase media. Don Alberto Monroy Calva,
por ejemplo, era el gerente del club de
golf de San Gaspar, en Cuernavaca. Pero
hasta ahí. A los dos Albertos nadie los co-
noce. Nadie.
“Para impulsar al Grupo CIF se necesi-
tan sobre todo influencias, muchas influen-
cias, y éstas solamente las tiene el obispo.
¿A poco cree que los dos Albertos pueden
llegar a las secretarías de Estado y a la Pre-
sidencia a vender sus servicios funerarios?
¡Qué va! No les abrirían ni las puertas.
“Todo esto se lo digo con perfecto cono-
cimiento, ya que la esposa de Alberto Mon-
roy Calva es hermana de mi esposa y, por lo
tanto, Albertito también es mi sobrino.”
–¿Entonces la esposa de usted también es
prima hermana del obispo Onésimo Cepeda?
–¡Sí, señor! El papá de mi esposa, don
Rodolfo Cepeda Villarreal, y el papá del
obispo, don Onésimo Cepeda Villarreal,
eran hermanos.
–Por lo tanto, usted es primo político
del obispo.
–Sí, soy primo político de Onésimo, es
correcto. Pero yo no lo escogí.
–Dado su parentesco, ¿usted mantuvo
una estrecha relación con Onésimo Cepeda?
–No, nunca. Jamás he tenido relación
con el obispo.
Un enemigo peligroso
Entrevistado en las oficinas de Fiducia, en
el sur de la Ciudad de México, Guillermo
de Velasco juega con su puro entre los de-
dos, le da una prolongada fumada y lue-
go asegura que él se limitó a manejarle el
fideicomiso al Grupo CIF, guardando su
distancia con el obispo:
“Le explico cómo funcionaba el es-
quema. Se vendía un certificado funerario,
el cual estaba garantizado con una fianza.
Esta fianza, a su vez, estaba garantizada
con el fideicomiso, adonde entraban los
pagos que hacían los clientes. De manera
que mi función era garantizar los servicios
ofrecidos.”
–¿Y empezó a detectar irregularidades?
–Sí, al empezar la comercialización a
nivel masivo, vimos que faltaba informa-
ción, que no se constituían correctamente
las garantías y se desviaba el dinero de los
clientes que debía depositarse en el fidei-
comiso. Entonces le reclamamos al Grupo
CIF, pidiéndole los dictámenes actuariales
necesarios para sustentar las garantías de
los servicios funerarios. Pero la empresa
se negó a darnos la información.
Ante esto, prosigue De Velasco, Fidu-
cia recurrió a un arbitraje en 2006 –que
previamente se había pactado para diri-
mir posibles controversias–, y el laudo
arbitral determinó que el Grupo CIF de-
bía entregar la documentación requerida,
además de reintegrar al fideicomiso 4.5
millones de pesos que había desviado de él.
Con tal de no acatar este laudo, el Gru-
po CIF probó todos los recursos legales a
su alcance para revertir el fallo, hasta que
en septiembre de 2008 el juez 15 de lo Ci-
vil en el Distrito Federal volvió a ordenarle
que entregara la documentación requerida
y la misma suma de dinero. CIF solamente
reintegró el dinero, pero hasta la fecha no
ha entregado la documentación exigida.
“El Grupo CIF debe entregar física-
mente los contratos que, se supone, están
garantizados; también las pólizas de seguro
de sus clientes; y el cálculo actuarial, en el
que se determina el monto mínimo de la
reserva de los clientes”, aclara De Velasco.
–¿El grupo está obligado a entregar
esa documentación?
–Claro, lo obliga la orden del juez.
Ahí está la sentencia que la empresa está
desacatando. En resumen, lo que el Grupo
CIF no quiere informar es cuántos clientes
tiene, quiénes son éstos y dónde está el di-
nero que pagan mensualmente. Ignoramos
si los están robando.
–¿Se esconde un fraude?
–No podemos saberlo. Lo único que
puedo asegurar es que sus clientes están
totalmente desprotegidos. Y ya se lo he-
mos advertido a algunas instancias gu-
bernamentales, donde se comercializaban
estos servicios entre sus funcionarios.
De Velasco muestra una serie de car-
tas dirigidas a las contralorías de depen-
dencias públicas y de gobiernos estatales
de Puebla, Morelos, el Estado de México
e Hidalgo, donde les informa que, desde
junio de 2004, Fiducia “dejó de emitir ga-
rantías a favor de los clientes” del Grupo
CIF, por lo que se deslinda de “cualquier
responsabilidad”. También muestra algu-
nos desplegados de prensa dirigidos a “to-
dos los clientes” de la empresa, en los que
hace el mismo deslinde.
En represalia, De Velasco fue arresta-
do sorpresivamente el pasado 22 de mar-
zo, junto con Leticia Ramos, abogada de
Fiducia. El Grupo CIF los acusó de frau-
de procesal, supuestamente derivado del
arbitraje de 2006, pero no se les compro-
bó el delito y fueron puestos en libertad
cuatro días después.
“Onésimo Cepeda movió todas sus
influencias para encarcelarnos de manera
ilegal –afirma De Velasco–. Fue un arres-
to totalmente arbitrario, ni siquiera se nos
notificó. Y todo porque somos un obstáculo
para los oscuros intereses económicos del
obispo, quien se siente invulnerable y reali-
za estas acciones gangsteriles. Actualmente
temo por mi seguridad y la de mi familia.”
–¿Cómo sabe que el obispo estuvo de-
trás de su arresto?
–Porque sus mismos abogados lo dije-
ron: “Molestaron a Onésimo”. El arresto
fue una reacción arrogante y exagerada
del obispo, fue un mensaje para decirnos:
“Vean con quién se meten”. Es un hombre
malvado que está abusando de su investi-
dura. ¡No hay quien lo pare!
–¿Quién podrá controlar al Grupo
CIF?
–Pues nosotros lo intentamos y ya ve
cómo nos fue, nos metieron a la cárcel.
CORRUPCI ÓN
Corrupción Onésimo 1753.indd 30 6/5/10 12:31 AM
Corrupción Onésimo 1753.indd 31 6/5/10 12:31 AM
DANIEL LIZÁRRAGA
P
ara la Secretaría de la Función
Pública (SFP), las declara-
ciones patrimoniales comple-
tas del presidente Felipe Cal-
derón son “confidenciales”, y
por ello en el sitio electróni-
co de Declaranet no aparecen
los préstamos bancarios que el mandatario
obtuvo en los últimos tres años e invirtió
en la compra de una casa y varios terrenos
que puso a nombre de su esposa, Marga-
rita Zavala.
En su edición 1741, correspondiente
al 14 de marzo, Proceso publicó una in-
vestigación sobre las omisiones relativas
a esos predios –una residencia de 234 me-
tros cuadrados y un terreno–, que se en-
cuentran junto a la residencia que el ma-
trimonio presidencial posee en la Ciudad
de México.
Entrevistado entonces sobre esas “in-
consistencias”, el titular de la SFP, Sal-
vador Vega Casillas, declaró que el presi-
inamovible:
Los Pinos,
no da a conocer los bienes de Margarita
dente Calderón sí entregó su declaración
completa, pero que él decidió eliminar de
Declaranet la información relativa a di-
chas propiedades con el fin de “proteger
los datos personales” del mandatario, por
lo que asumía la responsabilidad de ese
acto.
Dos días después de la entrevista,
Proceso envió un paquete de tres soli-
citudes de acceso a la información a la
secretaría que encabeza Vega Casillas y
a Los Pinos. En ellas reitera su petición
de tener acceso a las declaraciones patri-
moniales completas de Calderón, así co-
mo a las normas que permiten al gobier-
no eliminar las propiedades a nombre de
Margarita Zavala.
La SFP respondió que la declaración
de los bienes públicos de Calderón no es
extensiva a su esposa, hijos o dependien-
tes económicos. Estos datos sobre la fami-
lia sólo guardan una “relación tangencial”
con el mandatario, según la dependencia.
De acuerdo con el Diccionario de la
Real Academia Española, “tangencial”
significa que algo –en este caso las propie-
dades de Zavala– sólo puede relacionarse
de forma lateral o no significativa con el
tema que se trata, en este caso la declara-
ción patrimonial del presidente.
La SFP argumentó también que si se
abrieran las declaraciones de bienes del
presidente completas se invadiría la priva-
cidad de su familia, ya que quedarían al
descubierto algunos datos personales, co-
mo direcciones de residencias, los regis-
tros federales de contribuyentes o los nú-
meros de cuentas bancarias.
Pese a la información sesgada o in-
completa en torno a las propiedades puestas
a nombre de Margarita Zavala, Proceso ob-
tuvo información sobre un préstamo por
3 millones 800 mil pesos que Scotiabank
le concedió a Calderón el 6 de junio de
2008. Con ese dinero pudo comprar la ca-
sa número 9 de la privada de Cóndor 223.
Eduardo Miranda
32

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

transoarencia.indd 32 6/5/10 1:26 AM
Comparado con Estados Unidos y Canadá, sus so-
cios comerciales, México está lejos de tener una
auténtica política de transparencia. En esos países,
la ley obliga a que en sus declaraciones patrimonia-
les todos los funcionarios hagan público el monto
de sus bienes y los de su familia. En nuestro país,
por el contrario, los amigos del presidente Felipe
Calderón, como Salvador Vega Casillas, titular de la
Secretaría de la Función Pública, se niegan a incluir
los de la consorte del mandatario por considerar
que “son datos confidenciales”.
De acuerdo con el Registro Público de la
Propiedad (RPP), la vivienda fue regis-
trada a nombre de su esposa, pero ese in-
mueble no aparece en el sistema Decla-
ranet.
Y pese a que la Presidencia aún no res-
ponde a la solicitud hecha por este sema-
nario, la SFP ya subió al sitio electrónico
oficial la relación de bienes del mandata-
rio correspondiente a 2009. En esa infor-
mación se menciona que obtuvo un nue-
vo crédito bancario por 1 millón 900 mil
pesos, aunque no se explica en que utili-
zó ese dinero.
Además, por vez primera se incluyen
detalles como la inversión de 18 mil 240
pesos en la compra de relojes y de 6 mil
500 pesos más en plumas.
Ante la negativa de la SFP, Proceso
solicitó al Instituto Federal de Acceso a la
Información (IFAI) analizar la situación y
que explique los criterios legales utiliza-
dos para suprimir del portal oficial la in-
formación alusiva a las propiedades men-
cionadas. Los dos recursos de revisión
serán analizados por separado: uno lo es-
tudiará la comisionada presidenta Jacque-
line Peschard, el otro la comisionada Ma-
ría Elena Pérez-Jaén. Los fallos pueden
demorar al menos 50 días hábiles.
Información sesgada
Los candados que ponen las dependencias
a las declaraciones patrimoniales del pre-
sidente Felipe Calderón empañan la polí-
tica de transparencia y están lejos de las
que se aplican en Estados Unidos y Ca-
nadá, socios comerciales de México en el
Tratado de Libre Comercio de América
del Norte (TLCAN).
En esas dos naciones las declaraciones
patrimoniales, los reportes de ingresos y
de pago de impuestos son de carácter pú-
blico. La ley obliga a que también se in-
cluyan los bienes de las consortes de los
funcionarios, independientemente de su
jerarquía.
El 18 de mayo último, por ejemplo, la
Casa Blanca difundió la información fi-
nanciera anual del presidente Barack Oba-
ma. En la primera de las 65 páginas del
archivo se incluyen, entre otros datos, los
nombres de la esposa del mandatario, Mi-
chelle Obama, y los de sus hijas Malia y
Natasha.
También se menciona que sus libros
Los sueños de mi padre y La audacia de
la esperanza le retribuyeron a Obama in-
gresos de por lo menos 1 millón de dóla-
res anuales. Además, según el reporte, los
1.4 millones de dólares del Premio Nobel
de la Paz concedido al mandatario esta-
dunidense en 2009 fueron donados a ca-
sas y organizaciones de beneficencia para
que apoyen a estudiantes de bajos recur-
sos económicos.
La información de la Casa Blanca in-
cluye detalles como el del perro de aguas
portugués llamado Bo, que el fallecido se-
nador Edward Kennedy regaló a la familia
de Obama, y está valuado en mil 600 dó-
lares; o que el mandatario recibió cientos
de miles de dólares por la venta de pape-
les bursátiles correspondientes a dos he-
rencias que recibió de su abuela, Madelyn
Dunham, fallecida en los últimos días de
su campaña presidencial.
En países como Chile y Brasil las de-
claraciones patrimoniales de los servido-
res públicos también son públicas. Quien
desee conocerlas no necesita realizar
ningún trámite.
De acuerdo con el Índice sobre la Per-
cepción de la Corrupción 2009, elabora-
do por Transparencia Internacional, los
chilenos obtuvieron una calificación de
6.7 puntos, más del doble de lo alcanza-
do por México, que apenas llegó a 3.3. De
hecho, los gobiernos panistas nunca han
obtenido una calificación aprobatoria en
una escala de 0 a 10.
Ernesto Villanueva, autor del libro
Transparencia y declaración patrimo-
nial de los servidores públicos. Alcan-
ces y límites del derecho a saber, señala
que la publicidad de los bienes e inversio-
nes permite a la sociedad contar con ele-
mentos de juicio mucho más completos y
certeros sobre la actuación honesta de sus
funcionarios.
El estudio, que incluyó alrededor de
40 países, concluye que en 44% de los ca-
sos analizados no es necesario que el ser-
vidor público dé su consentimiento por
escrito para transparentar la relación de
bienes. En este grupo Villanueva mencio-
na a Albania, Argentina, Austria, Baha-
mas, Belice, Bolivia, Brasil, Canadá, Chi-
le, Croacia, Estados Unidos, Filipinas,
Francia, Letonia, Nicaragua, Perú, Repú-
blica Dominicana y Tanzania.
En 38% de los casos está en manos
de los funcionarios decidir si acepta o no
transparentar su lista de propiedades. En
este bloque están México, Armenia, Co-
lombia, Ecuador, Grecia, Guyana, Hai-

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 33
PRESI DENCI A
Declaración patrimonial de Obama. Transparencia
transoarencia.indd 33 6/5/10 1:26 AM
tí, Honduras, Irlanda, Jamaica, Moldavia,
Panamá, Paraguay, Venezuela y Uruguay.
Y en el restante 18%, comenta el autor, no
es posible abrir las declaraciones patrimo-
niales de los funcionarios.
Transparencia limitada
Pese a sus limitaciones, el modelo elegi-
do por México en materia de transparen-
cia tiene sus ventajas. Una de ellas es que,
en los últimos años, el presidente Calde-
rón transparentó la lista de algunas de sus
propiedades e inversiones, mientras que
sus colaboradores, aun los más cercanos,
se niegan a imitarlo.
Proceso escogió al azar 36 casos entre
secretarios de Estado, miembros del gabi-
nete calderonista, directores de organis-
mos autónomos, exmiembros del gabinete
y funcionarios de Los Pinos para analizar
sus decisiones respecto de la apertura de
sus declaraciones patrimoniales.
Los resultados arrojan que 77% de los
consultados cumplieron con su obligación
de presentar su declaración patrimonial,
aunque optaron por mantener lejos del es-
crutinio ciudadano y de los medios de co-
municación su lista de bienes inmuebles,
ingresos y cuentas bancarias.
En contraste, 22% aceptaron que la
SFP difundiera cuántas propiedades tie-
nen, así como los montos de sus cuentas
bancarias con la condición de que se eli-
minen los bienes puestos a nombre de sus
consortes e hijos.
En el grupo que se niega a transparen-
tar su declaración patrimonial se encuen-
tran nueve de los amigos cercanos a Cal-
derón, quienes lo acompañan desde su
precampaña, la mayoría incluso forman
parte de su gabinete: Ernesto Cordero, se-
cretario de Hacienda; Josefina Vázquez
Mota, exsecretaria de Educación; Gerardo
Ruiz, secretario de Economía; Juan Mo-
linar Horcasitas, secretario de Comunica-
ciones y Transportes, y Javier Lozano, se-
cretario del Trabajo.
En el caso de Molinar Horcasitas, no
existen registros de sus declaraciones pa-
trimoniales desde 2002. Y aun cuando fue
director del IMSS, no aparecen sus decla-
raciones de inicio ni de conclusión en ese
cargo. Tampoco reportó su declaración ini-
cial como responsable de su función actual,
como marca la Ley Federal de Responsabi-
lidades de los Servidores Públicos.
En una situación similar se encuen-
tran: Patricia Flores, jefa de la oficina de
la Presidencia de la República; Maximi-
liano Cortázar, coordinador de Comunica-
ción Social; Luis Felipe Bravo Mena, se-
cretario particular de Calderón, y Atiza
Aguilar, secretaria particular adjunta del
mandatario.
Bravo Mena, uno de los hombres más
cercanos a Calderón, nunca ha aceptado
hacer públicas sus declaraciones patrimo-
niales. No lo hizo cuando fue embajador
de México ante el Vaticano ni ahora que
despacha en Los Pinos.
En el mismo tenor se maneja Atiza
Aguilar, la discreta consejera de Calde-
rón. Egresada de la carrera de ciencias de
la comunicación de la Universidad Inter-
continental, ella comenzó su carrera pro-
fesional en el consulado de México en
Pensilvania, donde estuvo durante 2002-
2003. Luego ocupó la Dirección de Co-
municación del PAN entre 2003-2004 y
de ahí pasó a la Secretaría Técnica en la
Secretaría de Energía (Sener), para trasla-
darse después a Los Pinos.
Otro intento fallido de Calderón para
congraciarse con sus representados es la
disminución de los salarios, los recortes al
gasto corriente de sus colaboradores y los
ajustes a los fondos destinados a los viajes
oficiales. Pero en esta ruta de austeridad
no todos marchan al mismo ritmo.
Entre quienes se resisten a transpa-
rentar su declaración patrimonial están
el secretario de Educación y otrora presi-
dente del IFAI, Alonso Lujambio; el pro-
curador general de la República, Arturo
Chávez Chávez; el gobernador del Banco
de México, Agustín Carstens; el director
de la Comisión Nacional de Cultura Física
y Deporte (Conade), Bernardo de la Gar-
za; la secretaria de Relaciones Exteriores,
Patricia Espinosa, y el secretario de la Ma-
rina, Francisco Saynez.
Un caso singular es el del secretario
de la Defensa Nacional, Guillermo Gal-
ván Galván, quien tiene un gusto particu-
lar por los autos y no rehuye presentar su
declaración patrimonial, en la que consta
que ha manejado un Ford Focus, una ca-
mioneta Ford Escape, un Toyota Sedan y
un Smart convertible.
Además de él, lo han hecho el titular
de la SFP, Salvador Vega Casillas; el ex-
director del ISSSTE, Miguel Ángel Yunes
Linares; la coordinadora de Estrategia y
Mensaje Gubernamental, Alejandra Sota,
y el otrora secretario particular del presi-
dente y actual dirigente nacional del PAN,
César Nava.
Vega Casillas ha hecho pública su de-
claración patrimonial desde que llegó a la
SFP. En ella ha informado con deta-
lle sobre las altas y bajas de sus te-
rrenos y propiedades. Pero antes de
llegar a su encomienda actual se ne-
gaba a transparentar la relación de
sus bienes. Durante el sexenio foxis-
ta, cuando se desempeñó como ge-
rente de la Administración Portua-
ria Integral de Lázaro Cárdenas, se
negó a hacer pública su declaración
patrimonial; lo mismo hizo cuando
se incorporó al equipo de transición
presidencial calderonista.
En su declaración presentada en
2008, Vega Casillas, quien ha sido
diputado en Michoacán y también
ha ocupado una banca en el recin-
to de San Lázaro, incluyó un depar-
tamento de 328 metros cuadrados
que, dijo, fue comprado mediante
un crédito. Actualmente cuenta con
un auto GMC Acadia, cuyo valor es
de 488 mil 30 pesos, y que, expuso,
fue pagado de contado. Sin embar-
go, los bienes a nombre de su espo-
sa fueron omitidos por él.
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
Vega Casillas. Arbitrariedad
34

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

PRESI DENCI A
transoarencia.indd 34 6/5/10 1:26 AM
Diplomacia 1753.indd 35 6/4/10 3:05 AM
36

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

La “embajadora”
de oropel
Después de que México tuvo ya una “pareja presiden-
cial”, ahora le toca a la diplomacia nacional hacer gala
de un “matrimonio de embajadores”. La esposa de Ar-
turo Sarukhán, representante mexicano en Washington,
abrió las puertas de su residencia y de su guardarropa a
la revista española ¡Hola!, dedicada a desnudar vidas de
famosos. De paso, la “embajadora”, quien se considera
“parte” del equipo de trabajo de la legación, mostró la
naturaleza de sus gustos: una serie de caprichos caros
con cargo, claro, al erario.
Diplomacia 1753.indd 36 6/4/10 3:05 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 37
JORGE CARRASCO ARAIZAGA Y J. JESÚS ESQUIVEL
E
n medio de la crisis económi-
ca y de inseguridad que vive
México, Verónica Valencia, es-
posa del embajador mexicano
en Washington, sucumbió a la
tentación en la que caen muchos
personajes públicos: exhibió el
lujo y confort con el que vive con sus hijas
y su marido, Arturo Sarukhán, represen-
tante del gobierno de Felipe Calderón ante
la Casa Blanca.
Como lo hacen los famosos, Verónica
Valencia abrió a la edición mexicana de la
revista española ¡Hola! las puertas de la re-
sidencia que ocupa, en vísperas de la visita
oficial de Calderón a Estados Unidos los
pasados 19 y 20 de mayo. Dejándose llevar
por la frivolidad de la publicación, permitió
que ésta le adjudicara un título que no le
corresponde: el de “embajadora”.
“Visitamos la residencia de los emba-
jadores (sic) de México en Washington”,
presume ¡Hola! en la portada de su edi-
ción 181, la que en su extremo inferior
izquierdo destaca una fotografía de Ve-
rónica Valencia y, en el derecho, una de
Margarita Zavala, esposa de Calderón.
Valencia, una internacionalista de 37
años, fue más allá de mostrar el estilo de
vida de su familia. Al modo de la ex “pa-
reja presidencial” de Vicente Fox y Marta
Sahagún, se presentó a los lectores como
parte del equipo de trabajo del embajador
y, más aún, del llamado soft power (poder
suave) de Washington.
En las 11 páginas que le dedica ¡Ho-
la! a la “embajadora”, los lectores pueden
observar los lujos que, con cargo al erario
mexicano, no escatima en presumir la es-
posa del embajador de México ante el go-
bierno de Barack Obama.
Valencia posó para la revista con ves-
tidos de marcas exclusivas, abrió su recá-
mara y la de sus hijas, mostró su vestidor
con parte de su colección de bolsas y za-
patos y se retrató para exhibir las obras de
artistas contemporáneos mexicanos con
que está decorada la residencia oficial.
Por ejemplo, en una de las fotografías
aparece Verónica Valencia ataviada con un
pantalón de mezclilla, una blusa blanca
de seda y unas botas de la marca Hermès,
cuyo costo rebasa los 3 mil dólares, de
acuerdo con su sitio oficial en internet.
Por las fotografías publicadas en la
revista se puede apreciar que la “embaja-
dora” tiene una debilidad por los vestidos
y los zapatos de diseño exclusivo, inal-
canzables para el bolsillos de millones de
mexicanos, víctimas de la crisis económi-
ca y las consecuencias de la recesión que
padece México.
Como para que no quedara duda de
que sus pies calzan zapatos de piel que
sólo usan los famosos, Verónica Valencia
dejó que los fotógrafos de la publicación
entraran a su clóset para que tomaran imá-
genes precisas de su calzado.
Permitió así que los lectores de ¡Ho-
la! se percataran de que calza productos
del diseñador Jimmy Choo –en una de las
fotografías se observa que un par de za-
patillas están colocadas de manera que se
pueda leer la marca–, cuyo valor va de 450
hasta mil 200 dólares.
DI PLOMACI A
Jesús Esquivel
R
e
v
i
s
t
a

¡
H
o
l
a
!
La ostentación de la “embajadora”
Diplomacia 1753.indd 37 6/4/10 3:05 AM
38

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Este diseñador de calzado saltó a la fama
por ser el encargado de proveer las zapatillas
para las actrices de la famosa serie de televi-
sión estadunidense Sex and the City.
Para presumir sus vestidos, Verónica
Valencia posa en varias fotografías atavia-
da con diseños exclusivos de Ralph Lau-
ren, cuyas prendas de seda valen varios
miles de dólares.
Nada para Proceso
El despliegue publicitario de la “embaja-
dora” ocurrió la misma semana en la que
el presidente Obama –por encima de las
peticiones que hizo Calderón en Was-
hington durante su visita de Estado de
“no criminalizar a la inmigración” indo-
cumentada– ordenó el despliegue de mil
200 soldados de la Guardia Nacional a la
frontera con México.
La Casa Blanca explicó que los efec-
tivos de la Guardia Nacional se encarga-
rían de apoyar las labores del gobierno
federal para contener el posible contagio
de la narcoviolencia que priva en el terri-
torio mexicano y para evitar el ingreso de
drogas y de inmigrantes indocumentados
a territorio estadunidense.
El embajador Sarukhán rechazó una
petición de entrevista que le hizo Proceso.
Y la embajada de México en Washington
se negó a entregar a este semanario el costo
mensual, en dólares, que corre por cuenta
de los contribuyentes mexicanos para el
mantenimiento de la residencia de la dupla
de “los embajadores” Sarukhán-Valencia.
El único dato que proporcionó la emba-
jada mexicana fue que en la residencia de
México en Washington el promedio de “re-
cepciones y/o cenas” oficiales es de “tres a
cuatro por mes”.
Con tres años de residir en Washing-
ton, la “pareja diplomática” mexicana vi-
ve en una residencia en cuyo jardín se alza
una escultura del fallecido artista Juan
Soriano, quien la donó a instancias del
propio Arturo Sarukhán. El funcionario,
que durante el sexenio anterior fue cer-
cano al entonces secretario de Relaciones
Exteriores, Jorge G. Castañeda, tiene, de
acuerdo con su esposa, una carrera profe-
sional “que va en ascendente”.
En sus declaraciones a la edición del
26 de mayo de ¡Hola!, Valencia dice: “Co-
mo esposa de embajador… estoy en una
posición única en la que puedo escoger
participar o no, y en mi caso particular he
decidido participar. De la manera que yo
lo veo es que yo me considero parte del
equipo de Arturo. Él y yo somos un matri-
monio, pero además somos un equipo y yo
estoy trabajando igual que él.
“Él –añade– tiene el puesto de emba-
jador y yo creo que soy parte de su equipo
y que le estoy ayudando a hacer un buen
papel. Sobre todo, por las expectativas
que se tienen en esta ciudad de los cón-
yuges de los embajadores. El soft power
se llama aquí. Esa parte la llevo yo. Ante
el gobierno y en la Casa Blanca esto es
sumamente importante; se lo toman muy
en serio. Nos consideran una extensión
del embajador.”
DI PLOMACI A
Valencia defiende lo que hace desde “el
poder suave” que ejerce. “Yo me he dado
a conocer en Washington como quien soy,
por lo que hago, y la gente en este país y
en esta ciudad admira, reconoce y agradece
los esfuerzos y el trabajo que hago”, dice a
propósito de su participación en Innocents
at Risk y Refugees International, organiza-
ciones contra el tráfico de niños y mujeres
en el mundo.
Y al igual que Marta Sahagún, desde
la ostentación de recursos que la “embaja-
dora” hace en la revista, se dice “solidaria”
con los más pobres, en particular con los
que asisten a escuelas públicas de la capital
estadunidense, donde participa en el Em-
bassy Adoption Program, del Washington
Performing Arts Society.
Según la revista, Valencia también co-
labora con el Latino Student Fund, una
organización de ayuda a estudiantes latinoa-
mericanos de bajos recursos en Washington
para que puedan entrar a la universidad.
Aunque bromea con la idea de que
tiene “un trabajo de tiempo completo…
sin remunerar”, la esposa del embajador
se colocó en lo que la Suprema Corte de
Justicia de la Nación (SCJN) ha definido
como un personaje público que, sin tener
algún cargo oficial, vive del erario. Y más
aún, que reduce su derecho a la intimidad
cuando voluntariamente decide exponer
su vida privada.
La SCJN llegó a esa determinación en
octubre último, cuando rechazó el amparo
solicitado por Marta Sahagún en el juicio
por daño moral que interpuso contra Pro-
ceso y la periodista Olga Wornat por la pu-
blicación de un reportaje sobre la nulidad
de su matrimonio religioso con Manuel
Bribiesca Godoy (Proceso 1719).
La Primera Sala de la Corte, en un pro-
yecto elaborado por el ministro Sergio Valls
Hernández, resolvió que Sahagún, “por su
relación matrimonial, no sólo participaba
en muchos actos oficiales de Estado, sino
que también resultaba favorecida por el es-
tatus del propio mandatario, sus ingresos y
sus prestaciones”.
El fallo de la Corte estableció tam-
bién que por haber sido una persona con
influencia que vivía del erario, “su vida
privada podía ser motivo de escrutinio pú-
blico, sobre todo cuando ella misma volun-
tariamente expuso aspectos personales”.
Sahagún –quien reclamó que el re-
portaje invadió su vida privada– tenía, de
acuerdo con la Corte, una protección “me-
nos extensa que lo habitual” en su derecho
a la vida privada porque ella misma se ex-
puso al escrutinio público.
Añadió que en personas como Saha-
gún, sus actividades y conductas legiti-
man un mayor interés y escrutinio de la
sociedad, “aun las de índole personal”,
máxime cuando ellas se muestran al pú-
blico por decisión propia.
M
i
g
u
e
l

D
i
m
a
y
u
g
a
Sarukhán. Hermetismo
Diplomacia 1753.indd 38 6/4/10 3:06 AM
Diplomacia 1753.indd 39 6/4/10 3:06 AM

E
d
u
a
r
d
o

M
i
r
a
n
d
a
Sudáfrica 3.indd 1 6/4/10 1:25 PM
“Sudáfrica apela mucho a eso, a su presi-
dente, como en la película Invictus. Nosotros
también estamos cubiertos en ese aspecto.
Imagínate lo que es para los chavos compar-
tir con la familia del presidente. A mí me ha to-
cado convivir con cinco presidentes distintos
y siempre nuestras señoras y nuestros hijos lo
ven por televisión, pero ahora fue muy emoti-
vo. Una muy buen idea de la primera dama y
del presidente invitarnos”, dijo.
Y Y Y
Los discursos motivacionales de Calderón
dirigidos a los jugadores para que “lleguen lo
más alto posible” se resquebrajan a contra-
luz de la realidad: el estudio The World Cup
and Economics 2010 concluye que México
El uso político del futbol se está llevando al extremo
en México. Montado en los quehaceres de la selección
mexicana, Felipe Calderón ataca con sus arengas de
unidad envueltas en el discurso deportivo, mientras que
Javier Aguirre, el técnico del equipo tricolor, se ha con-
vertido –alejado ya de sus convicciones izquierdistas–
en punta de lanza del mandatario. En el mayor de los
excesos, Aguirre comparó al presidente mexicano con
Nelson Mandela. Por si fuera poco, se paró al pie del Án-
gel de la Independencia y, con un lenguaje mimetizado
del oficial, nos recetó una perorata con resabios de in-
forme de gobierno.
DANI EL LI ZÁRRAGA Y BEATRI Z PEREYRA
E
l presidente Felipe Calderón se
presenta como un devoto del
futbol. Frecuentemente ata-
viado con la camiseta verde, al
menor pretexto se deja ver con
la selección mexicana que par-
ticipará en el mundial de Sudáfrica. Con sigi-
lo, su gobierno se aprovecha políticamente
del equipo tricolor y de su director técnico,
Javier Aguirre, antes de que se mueva el ba-
lón en Johannesburgo.
Sin saberlo, los jugadores y Aguirre han
servido al gobierno: primero como señuelo
para desaparecer a Luz y Fuerza del Centro
(LFC), luego como estandartes para llamar
a la unidad nacional en la guerra contra el
narcotráfico, como comodines de una cam-
paña publicitaria de programas oficiales y,
por último, como arietes en los festejos pa-
trios de 2010.
En 1995 Nelson Mandela se apoyó en la
selección sudafricana de rugby para trans-
mitir un mensaje de reconciliación tras la
caída del apartheid. Este ícono universal,
que estuvo 27 años de prisión, arrasó en las
elecciones para convertirse en el primer pre-
sidente negro de Sudáfrica.
En 2010, guardada toda proporción, Cal-
derón ha usado a la selección de futbol para
llamar a la unidad en la guerra contra el nar-
co, que ha dejado 22 mil 700 muertos, entre
ellos víctimas inocentes. El segundo de los
mandatarios panistas llegó a Los Pinos con
una diferencia de votos de 0.56% sobre una
izquierda que lo acusa de haberse encum-
brado mediante un fraude.
A pesar de las evidentes diferencias
que hay entre Calderón y Mandela, según
Aguirre ha sido igual de alentador para sus
jugadores sentir el apoyo del panista que
para los sudafricanos era escuchar a su
presidente.
El pasado 7 de mayo, tras un juego con-
tra Ecuador disputado en Nueva Jersey,
Aguirre dijo que para sus futbolistas tuvo
el mismo efecto de bienestar haber comido
con Calderón y su esposa, Margarita Zavala,
en Los Pinos, que para la selección sudafri-
cana de rugby haber sido apoyada por Man-
dela en la Copa Mundial de 1995.
el ariete
oficial
2

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 2 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
no llegará al anhelado quinto partido de la
Copa del Mundo.
De acuerdo con el estudio publicado por
Goldman Sachs, el favorito para ganar el
mundial es Brasil con 13.6% de posibilida-
des, seguido por España con 10.46%. Méxi-
co está en el lugar 11 con 2.40%. Goldman
Sachs basa su modelo probabilístico en la
clasificación de la FIFA, en estimaciones de
las casas de apuesta y en las condiciones
económicas de cada país.
En medio de la guerra contra el narcotrá-
fico y tratando de sortear la crisis financiera
internacional, Calderón lanzó una campaña
para fortalecer la imagen de su gobierno. El
8 de enero de 2010, durante una comida en
la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE),
pidió al cuerpo diplomático hablar bien de
México. Molesto, el mandatario expuso que
nunca había escuchado a un brasileño ha-
blar mal de Brasil.
Pero no sólo los diplomáticos se pusieron
esa camiseta. El sábado 15 de mayo, duran-
te el abanderamiento de la selección nacio-
nal, el presidente de la Federación Mexicana
de Futbol (Femexfut), Justino Compeán, di-
jo: “Por eso hemos tenido la mejor prepara-
ción para corresponder a lo que usted nos
ha pedido: que hablemos bien de México, y
la Federación Mexicana de Futbol cumple”.
Un día antes de la ceremonia de abande-
ramiento en el Centro de Alto Rendimiento
(CAR), Compeán informó que en Johannes-
burgo y las sedes donde jugará México, se
instalarán paneles con el nombre “Probadita
de México” –hasta mariachis habrá– a fin de
seguir las instrucciones presidenciales: “Ha-
blar bien del país”.
Y Y Y
El 14 de enero de 2009 el equipo Toluca visi-
tó la residencia oficial de Los Pinos tras co-
ronarse campeón del Torneo Apertura 2008.
Ese día, los colaboradores del mandatario
tomaron nota cuando escucharon a su jefe
expresar que el futbol es un deporte que
une, que apasiona y entusiasma.
“Mientras nos mantengamos jugando en
equipo, mientras prevalezca la cooperación
por encima de cualquier otro interés, estoy
seguro de que cualquier reto que se presente
a nuestra gran nación será superado”, afirmó
Calderón en un discurso improvisado, enfun-
Aguirre. Propagandista
G
e
r
m
á
n

C
a
n
s
e
c
o

SUPLEMENTO #3
3
Sudáfrica 3.indd 3 6/4/10 1:25 PM
dado en la camiseta de los Diablos Rojos.
Cinco meses después, el 3 de junio, Calde-
rón interrumpió un entrenamiento de la selec-
ción nacional unas horas antes de que el equipo
visitara a El Salvador para jugar un partido cru-
cial en las aspiraciones mundialistas de México.
La visita fue anunciada un día antes.
Era el primer juego de Aguirre en su retorno
como técnico del equipo nacional. La califi-
cación estaba en riesgo. El helicóptero con
Calderón a bordo aterrizó en el CAR. Acom-
pañado de Margarita Zavala y de su hijo, Luis
Felipe, el mandatario charló con los jugado-
res y luego observó el entrenamiento.
En los costados del campo fueron co-
locados anuncios del programa Vive Méxi-
co, el mismo que Aguirre promovió en una
conferencia de prensa después de la emer-
gencia sanitaria por el virus A H1N1. “Viajen
cabrones”, les dijo a los reporteros. “Lo de
Vive México no es una tontería, entendamos
el compromiso social de ser futbolistas, la
repercusión de las palabras, hay que tener
un comportamiento ad hoc”, agregó el en-
trenador, que usaba una gorra verde con la
leyenda “Vive México”.
Las fotografías de Calderón con una cha-
marra de la selección aparecieron al día si-
guiente en los diarios. La noche del sábado 6
de junio México perdió 1-2 contra El Salvador.
El 10 de octubre de 2009 en el estadio
Azteca tuvo lugar el juego de vuelta. En
esos cuatro meses México había cosecha-
do buenos resultados y estaba a un triunfo
de conseguir su boleto al mundial. Lo lógico
sucedió: los salvadoreños sucumbieron 4-1.
En el palco de honor, Margarita Zavala fes-
tejó los goles con sus hijos pero sin su esposo.
Algo debió pasar esa tarde para que el man-
datario no estuviera en el Azteca. Calderón no
había faltado a ningún juego de México como
local. En Los Pinos, mientras la gente festejaba
en las calles, el mandatario grabó el mensaje
en el que anunció la liquidación de LFC. Co-
incidencia o no, un anuncio prioritario del go-
bierno se engarzó al festejo de la calificación al
mundial de la selección mexicana.
Vino entonces un largo periodo en el que
aparentemente se cortó el vínculo entre el
equipo mexicano y Calderón, hasta el pasa-
do 27 de abril cuando el mandatario apare-
ció otra vez en el CAR.
La Presidencia no incluyó esa visita en la
agenda oficial. Ese día Calderón asistió más
tarde a la toma de protesta de la Mesa Directi-
va Nacional 2010-2011 de la Cámara Nacional
de la Industria de Transformación. Al retirarse,
le preguntaron cómo había visto a la selección,
a lo que respondió: “Bien y muy fuerte”.
En ese último encuentro privado, Calde-
rón invitó a los seleccionados a comer en Los
Pinos el sábado 1 de mayo. Los jugadores
fueron recibidos por el mandatario y su espo-
sa. La coordinación de logística y la sección
del Estado Mayor Presidencial encargada del
protocolo montaron mesas sobre uno de los
jardines de Los Pinos e instalaron un “brinco-
lín” para los hijos de los seleccionados.
En la mesa principal estuvieron Calderón
con su esposa; Javier Aguirre con su consor-
te, Silvia Carrión, además de los capitanes
Cuauhtémoc Blanco, quien fue acompaña-
do de su pareja, la actriz Rossana Nájera, y
Gerardo Torrado, también con su esposa.
No hubo vino de mesa ni tequila, la bebi-
da predilecta de Calderón. Los selecciona-
dos comieron un bufete que acompañaron
con aguas de sabores. Al final hubo una foto
oficial, que apareció en la mayoría de los dia-
rios capitalinos.
Calderón pronunció un discurso de tres
o cuatro minutos para apoyar a los jugado-
res y expresar toda su confianza en el en-
trenador Aguirre. “Le deseo mucha suerte y
quedo a las órdenes de las familias, de las
viudas del futbol”, bromeó Calderón.
Los jugadores se rieron; sin embargo,
estaban cansados por el entrenamiento
matutino y la mayoría de ellos miraba impa-
ciente el reloj, ya que a las 17:00 horas se
iniciaba el juego de liguilla del torneo local
entre Monterrey y Pachuca.
Antes de retirarse, Calderón comentó
que el futbol anima a la gente y fortalece al
país. Los jugadores, sus esposas y niños
salieron de Los Pinos con banderitas mexi-
canas obsequiadas por la familia Calderón
Zavala. Faltaban 40 días para la inaugura-
ción del Mundial de Sudáfrica.
Y así, mientras el gobierno calderonista se
afanaba en minimizar los “daños colaterales”
que va dejando la guerra contra el narcotráfi-
co, la Selección Mexicana de Futbol partió a
una gira de preparación por Estados Unidos,
donde enfrentaron a Ecuador (0-0), Senegal
(1-0) y Angola (1-0). La raquítica cosecha de
goles se repitió en el partido de despedida en
el Azteca ante Chile, cuando el marcador fue
nuevamente de 1-0 a favor de México.
Y Y Y
La liga entre la selección y el gobierno fe-
deral se mantenía intacta. Calderón se mon-
taba en el mundial de Sudáfrica. Antes de
que los seleccionados regresaran de su gira
por Estados Unidos, se sometió a votación
popular si Calderón debía o no asistir a la
inauguración de la Copa de Mundo.
La noche del 2 de mayo la Presidencia
colocó en su portal en internet una encuesta
con preguntas inducidas sobre la tradición
diplomática de que los mandatarios de los
equipos que juegan el primer partido asistan
al estadio. La encuesta fue colocada en la
parte superior del portal mientras que aba-
jo permanecieron intactas las noticias sobre
actividades del mandatario, los vínculos con
programas oficiales, los videos sobre giras y
fotos de recorridos oficiales.
Antes que las propuestas de reformas
estructurales, como la política, la energé-
tica, la de seguridad nacional, la de com-
bate a los monopolios y, recientemente, la
laboral, el gobierno decidió que el futbol
fuera el primer tema que se sometiera a
consulta pública.
Desde el sexenio pasado y hasta hoy en
las encuestas mandadas a hacer con empre-
sas privadas, el tema de futbol ha sido utili-
zado para medir el ánimo de la gente cuando
se van a tomar decisiones importantes.
Esta información se guarda con sigi-
lo. Los resultados están clasificados como
confidenciales. Pero en esta ocasión, desde
la Presidencia se dio un viraje a esa política.
El cuestionario fue de ocho preguntas.
Entre ellas: ¿hasta dónde llegará la selección
en Sudáfrica?, ¿hasta dónde ha llegado en
otros mundiales?, y ¿qué resultado tendrá
México en el partido inaugural?
Tras las preguntas introductorias, la Pre-
sidencia dirige al aficionado hacia la figura
del primer mandatario: “¿Usted cree que el
presidente Calderón sí debe ir al partido in-
augural o no?”, en virtud de que fue “invitado
personalmente” por su par sudafricano, Ja-
cob Zuma, y de que “la mayoría de los pre-
sidentes de los países que juegan el partido
inaugural del mundial asisten al estadio”.
Para medir el éxito de la cercanía de
Calderón con los jugadores, la Presidencia
cuestionó: “¿Usted cree que la presencia del
presidente Calderón en el partido inaugural
del mundial será un apoyo moral para la se-
lección nacional o no?”
La Presidencia difundió al día siguiente los
resultados. La mayoría de la gente, entre 59%
y 63%, estuvo de acuerdo en que Calderón
asista. Los votos en contra fluctuaron entre
37% y 41%  de los 2 mil 556 participantes.
El técnico y su “mensaje” a la nación
4

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 4 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
Y Y Y
El sábado 15 de mayo Calderón abanderó a la
selección antes de salir de gira de trabajo por
España y Estados Unidos. Durante la ceremo-
nia organizada en el CAR, el mandatario elevó
al rango de embajadores a los 23 jugadores:
“Como embajadores de México, que hoy los
nombro y pido que lo sean, lleven en su sangre,
en su fuerza, en su espíritu, en cada jugada que
disputen, lo que México es hoy y lo que será”.
En un afán por exaltar el nacionalismo,
Calderón utilizó con los deportistas el mismo
discurso con el que se dirigió antes a funcio-
narios y miembros de las Fuerzas Armadas
el Día de la Bandera. De traje oscuro, el man-
datario explicó el significado de los símbolos
patrios y pidió a los futbolistas sentirse orgu-
llosos de portar el escudo nacional.
El escudo nacional –detalló– tiene un
significado para quienes en algún momento
tenemos que pelear por el país, en cualquie-
ra de los terrenos que la nación nos haya re-
clamado, sea en el deporte, sea en la vida
pública o en el servicio a los demás.
Aun cuando la selección calificó de
panzazo al hexagonal final de la Concacaf
y echó mano de cuatro entrenadores, Calde-
rón se descosió en elogios.
“México es un pueblo guerrero, somos
un pueblo luchador, sé que ustedes sabrán
llevar ese espíritu de superación al terreno
de juego, sé que sabrán mostrar en la can-
cha no sólo nuestro anhelo de triunfo, sino
lo mucho de lo que son capaces y lo mucho
que se han preparado.”
El capitán, Gerardo Torrado, remató su
intervención con una invitación a Calderón:
“Ojalá nos pueda acompañar al juego inau-
gural. Sé que usted tiene muchas activida-
des, pero ojalá pueda estar con nosotros
para brindarnos al máximo”. Calderón, com-
placido, movió la cabeza de un lado a otro
como diciendo que no.
El pasado domingo 30 de mayo el Presi-
dente encabezó la exhumación de los restos
de 12 caudillos de la Independencia de Méxi-
co para llevarlos del Ángel de la Independen-
cia al Castillo de Chapultepec. Los huesos
de los Héroes de la Patria serán sometidos
a un análisis para conocer las enfermedades
que padecieron, su complexión, así como
las circunstancias en que murieron.
A las 21:00 horas de ese mismo día, las
televisoras interrumpieron su programación
para trasmitir un mensaje de Javier Aguirre.
Con el Ángel de la Independencia como fon-
do, llamó a pasar “del México del sí se puede
al México del ya se pudo”.
Sintonizado en el mismo lenguaje utiliza-
do por Calderón en los discursos con motivo
de los festejos por el Bicentenario de la In-
dependencia y el Centenario de la Revolu-
ción, el entrenador de la selección nacional
dijo que cada 100 años México se propone
hacer algo nuevo y lo logra.
“Es 2010 y parece imposible ser el gran
país seguro, justo y próspero que todos de-
seamos. Pero nuevamente es el momento
de actuar”, enfatizó.
En el juego del gobierno, Calderón se
transformó en el director técnico y Javier
Aguirre, en su ariete. u
El abanderamiento
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s

SUPLEMENTO #3
5
Sudáfrica 3.indd 5 6/4/10 1:25 PM
C
aso excepcional, Félix Fernández
fue futbolista y escritor a la vez.
El menor de 10 hermanos, todos
universitarios, encontró en la lite-
ratura un refugio a su timidez.
El exguardameta del Atlante y de la se-
lección conversó con Proceso vía telefónica
los primeros días de mayo. Habló sobre el
uso que los gobernantes y políticos suelen
hacer del conjunto nacional.
Cuando era jugador, en esos momen-
tos de soledad, debajo de los tres postes,
“cuando la pelota estaba en el tiro de esqui-
na del otro lado de la cancha, yo empezaba
a crear frases y pensamientos que solamen-
te me surgían en ese momento. Si no las
anotaba, volaban con el viento”, cuenta.
Así se hizo escritor. “A fn de cuentas el
futbol es una metáfora de la vida”. La pelota,
dice, bota en cualquier rincón del universo.
“Es para todos”. Cualquier idea, personaje,
anécdota, puede nacer o terminar en futbol;
incluso la política.
En ese sentido, Fernández, quien formó
parte del representativo nacional que par-
ticipó en el Mundial de Estados Unidos en
1994, relata su propia historia:
“Recuerdo perfectamente que cuando
estábamos muy cerca del mundial, en la
última etapa de preparación, fue asesinado
(Luis Donaldo) Colosio. Entonces Zedillo fue
nombrado candidato del PRI para sucederlo
y necesitaban posicionarlo rápidamente.
Nosotros todavía estábamos concentrados
en las instalaciones del club América, y se
empezó a manejar la información de que
sólo Zedillo iba a tener permiso de visitar a la
selección.
“Yo empecé a brincar un poco, agitando
las aguas, porque entonces era muy mal vis-
to apoyar o hablar de un partido político que
no fuera el ofcial. Hablé con (Miguel) Mejía
Barón y le dije: ‘¡Perdóneme!, pero cómo es
posible que se le abran las puertas a éste y se
le cierren a los otros. Si se le abren a uno se le
abren a todos’. Afortunadamente entonces
se tomó conciencia y se impidió que fuera
Zedillo como candidato”, recuerda el exse-
leccionado sobre ese caso que él considera
un triunfo.
Sin embargo, su rebeldía y sus acciones
determinaron que habría un partido de re-
vancha. El desquite. “Yo tuve serios proble-
mas en ese entonces por apoyar a (Cuauhté-
moc) Cárdenas. Lo admiraba y abiertamente
lo decía. Incluso estuve en el mitin de cierre
de campaña en el Zócalo. Y empecé a tener
problemas serios, sobre todo después del
mundial, por seguir apoyándolo. Al grado
de que me mandaban recaditos. Y bueno,
yo dejé de jugar después del mundial, para
no hacer la historia larga…”, comenta, aún
desencantado, el autor de Guantes blancos.
Con voz titubeante, cuarteada súbita-
mente la nitidez por su garganta, acepta que
dichos mensajes coincidieron con el fnal de
su carrera.
“Los recaditos eran de que me callara.
No venían del medio del futbol, pero llegaron
a través de gente del medio del futbol. Me
llegaban por un lado, por otro… No me callé y
no me arrepiento en lo más mínimo de eso.”
Lo intimidaron. Tuvo miedo. “Fue muy
incómodo. Y es que no se podía externar
abiertamente que tú apoyaras a alguien que
no fuera del partido ofcial. Estamos hablan-
do de hace poco más de 15 años y parece
que es la prehistoria. No podría concebir que
hoy un jugador apoye a un candidato de
oposición y sea, no digo que amenazado,
pero sí advertido. Porque en sí no eran ame-
nazas de: ‘Te va a pasar esto’, sino: ‘Oye,
me manda decir tal persona que por favor
ya le bajes, que dejes de hablar de política,
de apoyar a tal partido’. Y venía por varios
lados. De compañeros que eran muy infu-
yentes, de directivos, de gente de prensa”.
Para Félix Fernández, el futbolista mira
con desinterés el acercamiento de los po-
líticos. “Para hablar coloquialmente, les da
mucha güeva. Desde siempre. Hasta que, tal
vez, en el momento en que se retiran ven por
ahí la posibilidad de laborar en la política.
Pero no hay muchos casos”.
El deportista, dice, no es ingenuo. Sabe
cuando lo están utilizando. “Pasa que es un
tema muy fno y complejo. Por eso preferen
hacerse a un lado”.
En la relación política-deporte en Méxi-
co, sostiene el ahora analista deportivo, se
maneja un doble discurso. “Los deportistas
han sido muy utilizados, quizá seducidos,
para buscar aprobación u ocupar puestos
de elección popular. Todo mundo se quiere
tomar la foto con el ganador. Colgarse de la
esperanza que representan los deportistas
antes de una competencia. Lo que yo pido
SANTI AGO I GARTÚA
Aquella
frustrada
visita de Zedillo
6

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 6 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
es que se tomen también la foto cuando
pierdan, cuando regresen por la puerta de
atrás. Y no sólo pasa con la selección, pasa
con los deportistas olímpicos. Buscan a los
personajes más mediáticos”.
Cortina de humo
A lo largo del tiempo este deporte ha estado
encadenado a la política, esclavo de sus
fnes más perversos. Con el futbol como
bandera, se ha intentado encubrir o exaltar
gobiernos y gobernantes.
En entrevista con Proceso, Fernando
Segura Trejo, especialista en deporte y
doctor en sociología por la Escuela de Altos
Estudios en Ciencias Sociales de París, ha-
ce un análisis de la manipulación con fnes
políticos que los gobernantes realizan con
los conjuntos deportivos.
Históricamente, cada celebración de
una Copa del Mundo, como cada edición de
Juegos Olímpicos, según el académico, ha
sido motivo para resaltar el nacionalismo y
explotarlo como herramienta de promoción
u ocultamiento.
El mundial de 1934 concentró su imagen
en propaganda para exaltar el fascismo.
Italia contó con la presencia de Benito Mus-
solini en el palco de honor en todos sus par-
tidos, y fue a él a quien dedicaron la victoria.
Los Juegos Olímpicos de Berlín de 1936
enmarcaron un desplante del nazismo por
mostrar su grandeza y resaltar la pretendida
superioridad del cuerpo ario por sobre cual-
quiera, si bien Jesse Owens les infringió un
duro golpe que perdura en el tiempo.
En México 1970, Brasil salió campeón
bajo una feroz dictadura y se pasó por alto.
Los militares exaltaron la alegría producida
por la escuadra verdeamarela, mientras
fagelaban y desaparecían seres humanos.
Argentina, en 1978, construyó para le-
gitimarse un campeonato a no más de 500
metros de distancia del Auschwitz sudame-
ricano –la Escuela Superior de Mecánica de
la Armada–, por donde desflaron cerca de 5
mil torturados durante la más cruenta de sus
dictaduras.
En ese mismo país, desencadenada una
de sus mayores crisis económicas y políti-
cas en 2001, no fue sino hasta la eliminación
de su selección, en la primera ronda del
mundial 2002, cuando se sintió la debacle
social.
Esto, dice Fernando Segura Trejo,
muestra la importancia que le han dado “los
gobiernos autoritarios” a los grandes acon-
tecimientos deportivos para “ocultar sus
miserias”.
En Sudáfrica 2010 el escenario de ma-
nipulación no es muy distinto, afrma el so-
ciólogo: “Varios gobiernos en turno, incluido
el mexicano, ruegan por que su selección
avance y cree un clima festivo. Los medios
de comunicación se encargan de generar
expectativas y exaltar lo que los gobiernos
quieren en caso de ‘éxito’”.
El proceso de manipulación que ejercen
los políticos a través del deporte, opina
Segura Trejo, “consiste en una sutil presión”,
haciéndose visibles, relacionando su ima-
gen con la de los jugadores nacionales en el
imaginario colectivo.
“Sería ingenuo pensar que se trata nada
más de gestos de aliento. Existe un mensaje
y es claro. Para los gobiernos es sumamente
importante que a los equipos nacionales les
vaya bien. El futbol, en algunos casos, es
cuestión de Estado.”
En el caso del gobierno actual en Méxi-
co, “podría funcionarle” como cortina de
humo, un remanso de paz ante las críticas
por la guerra contra el narcotráfco y sus
tragedias.
Explica el sociólogo: “En México se crea
una esperanza en torno a la selección. Se
espera que pase de grupo. Eso sería toma-
do como un logro, porque permitiría inyectar
un aire de patriotismo al país en momentos
en que la violencia lo ha desbordado todo.
Aunque el gobierno trate de minimizar el
número de víctimas civiles en su guerra,
algunas alegrías en el futbol lo ayudarían un
poco”.
Si México llega a cuartos de fnal habría
una euforia generalizada. E insiste: “Eso es
lo que el gobierno espera”.
Acota el académico que la gente “no es
tan ciega” como los gobiernos “pretenden”.
Aunque México llegara al soñado quinto
partido, “los discursos exitistas duran un
tiempo; los gobiernos pueden exaltar un
éxito deportivo, pero no pueden ocultar lo
que sucede detrás. La violencia no pasa
inadvertida”.
Si bien el deporte puede jugar a favor
de los gobernantes, el fracaso deportivo les
resulta un gol en contra. u
Félix Fernández. Anécdota
D
a
v
i
d

H
e
r
n
á
n
d
e
z

/
M
e
x
p
o
r
t

SUPLEMENTO #3
7
Sudáfrica 3.indd 7 6/4/10 1:25 PM
Javier Aguirre hace una radiografía del futbol
mexicano medida, sin tocar fondo, sin estriden-
cias, pero que alcanza para esbozar los princi-
pales obstáculos del deporte más popular de
este país y, por supuesto, algunas de sus im-
plicaciones sociopolíticas. El técnico de la se-
lección nacional hizo esta especie de pase de
lista durante el programa Discutamos México
que se transmitirá el 8 de junio por los canales
22 y 11 y en el que el escritor Juan Villoro funge
como moderador.
JUAN VI LLORO
8

SUPLEMENTO #3

D
espués de las polémicas
declaraciones que Javier
Aguirre hizo en España
acerca de la situación del
país, el entrenador de la
selección se alejó de los
medios. Sorprendido de la reacción públi-
ca, pidió disculpas por la forma y el lugar en
que habló de los problemas nacionales, y se
concentró en su trabajo rumbo a Sudáfrica.
El técnico del Tri debe ser un vendedor
de ilusiones, un gestor de la esperanza. La
selección mexicana representa un negocio lu-
crativo, sujeto a las presiones de los medios,
los anunciantes y los federativos. No es fácil
ejercer el cargo simultáneo de estratega futbo-
lístico y motivador de la autoestima nacional.
Después de triunfar con el Pachuca, El Vasco
Aguirre dirigió con éxito al Osasuna y se con-
virtió en el primer técnico mexicano en hacerse
cargo de uno de los protagonistas de la liga
española, el Atlético de Madrid. Selecciona-
do mexicano en el mundial de 1986, asistente
técnico en el de 1994 y entrenador en el de
2002, conoce los desafíos de ocupar el puesto
“No somos
los salvadores
de la patria”
B
e
n
j
a
m
í
n

F
l
o
r
e
s
Sudáfrica 3.indd 8 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10

SUPLEMENTO #3
9
más controvertido de la vida nacional.
Gracias a las gestiones del Conaculta,
Juan José Kochen (responsable de pren-
sa de la Federación Mexicana de Futbol),
y a la disponibilidad del propio Aguirre, el
pasado 30 de abril visité el Centro de Alto
Rendimiento para grabar un programa de
la serie Discutamos México dedicado al
futbol. El objetivo no era hacer pronósticos
para Sudáfrica 2010, sino algo más decisivo
y espinoso: revisar la estructura del futbol
mexicano. En la mesa de discusión también
participaron los analistas Roberto Gómez
Junco y Roberto Zamarripa. En este espacio
ofrecemos las intervenciones de Aguirre.
La ruta de acceso al Centro de Alto Ren-
dimiento es un deporte extremo. Cerca de la
salida a Cuernavaca, la ciudad se desdibuja
en colinas y calles imprecisas. Resguardado
por un zaguán metálico, el enclave de la se-
lección tiene testigos permanentes: un perro
callejero de cola erizada y dos muchachos
con camisetas de las Chivas.
Por dentro, las instalaciones se ordenan
con una reiterada intención: el éxito depor-
tivo. La cancha de arena, los campos de
césped color menta, la sala de prensa, el
gimnasio, la zona de visita de los familiares y
las habitaciones de los jugadores conforman
un resort donde el turismo consiste en ganar.
Como en otros paraísos artificiales, predo-
mina una sensación de aislamiento.
Aguirre llegó a la sala de prensa vestido
con los pants corporativos de la selección.
Acababa de cenar con sus jugadores, ritual
que no se pierde. Participó en la conversa-
ción con ritmo de atleta profesional. Llegó
un minuto antes y se despidió un minuto
después. La cordialidad y la disciplina se
mezclan en su carácter: un entusiasta que
aprecia el rigor.
Terminada la entrevista, los visitantes su-
bimos a una terraza. Las canchas a oscuras
parecían una metáfora de la soledad. Las
concentraciones protegen, pero también
agobian. Detrás de las sombras, el entrena-
dor leía en su cuarto y los jugadores mata-
ban el tedio de otro modo.
En una loma palpitaban las luces amari-
llas de un barrio pobre. Desde ahí, el pueblo
podía ver a los suyos.
Aislados, los héroes se disponían a dor-
mir. Mientras tanto, la gente se disponía a
soñar en ellos.
–Con la llegada de César Luis Menotti
hubo un cambio de mentalidad en la selec-
ción. En los últimos cuatro mundiales hemos
tenido regularidad. Una actuación correcta,
sin llegar al anheladísimo quinto partido –se
le plantea a El Vasco.
–Antes que nada, diría que hay un antes
y un después de los cachirules. Ahí tocamos
fondo, ahí el equipo mexicano queda fuera
de cualquier evento internacional y es ver-
gonzoso. Estábamos en Guatemala, aún
lo recuerdo, con la selección de México, la
selección mayor. Ganamos nuestro pase a
Seúl 88, pero a los cinco minutos la alegría
se diluyó cuando dijeron que había un pro-
blema, que denunciaron falsificaciones en
las actas. No sólo no fuimos a esa Olimpiada
(Guatemala fue en nuestro lugar), sino que
no fuimos al mundial de Italia. Ahí tocamos
fondo y ahí rodaron cabezas. Fue un partea-
guas, un punto de inflexión.
“A partir de ahí deciden cambiar a los
jerarcas, viene gente, no sé si mejor o peor,
pero distinta en cuanto a mentalidad. Coinci-
dentemente hay alternancia política. Cuan-
do vi una conferencia de Ernesto Ruffo se
me querían salir las lágrimas, nunca hubiera
imaginado ver a un gobernador de la opo-
sición; los senadores y gobernadores eran
todos priistas, la Cámara de Diputados tenía
una poquita participación de otros partidos.
Entonces viene César Luis Menotti y yo es-
toy en su primera convocatoria. El hombre
no sabía de dónde venía yo, no tenía la me-
nor idea. De hecho le pregunté: ‘César, ¿por
qué me llamas?’ Soy un hombre mayor, de
33 años, no estoy teniendo un gran año con
las Chivas (tampoco las Chivas lo estaban
teniendo), y entonces me contestó: ‘Me dije-
ron que tú podías ser un buen vínculo entre
los jugadores, los medios y yo; una especie
de delfín’. Lo llevé un poco de la mano; luego
cometí un acto de indisciplina, hay que de-
cirlo, y él decidió prescindir de mí a los seis
meses. Pero sí creo que con su llegada el
futbolista mexicano dice: ‘Hay que dar ese
paso, el paso del cambio’.
“Nos avergonzaba ser futbolistas mexi-
canos porque estábamos expulsados de
FIFA, no éramos el lugar 236 que hoy será
Benín o no sé quién, simplemente no está-
bamos. A partir de ahí hay un crecimiento,
sobre todo en la mentalidad de los jugado-
res. Hoy veo a estos muchachos, campeo-
nes del mundo sub 17 en 2005, y les hablo
de Sudáfrica y es como si les estuviera ha-
blando del Morelia, del Puebla o el San Luis.
Tienen seguridad, ves en los ojos la confian-
za. Esto también ha ido de la mano con el
crecimiento físico de los futbolistas. En el
partido contra Nueva Zelanda, era la selec-
ción más alta en la historia del futbol mexica-
no, 1.78 me parece. Ya estamos en un nivel
competitivo; no nos da miedo ir a enfrentar
a Italia. Ahora nos falta dar el gran paso: nos
falta un éxito deportivo. Ahí está el mundial
sub-17, pero hay que consolidar un triunfo
con la selección mayor.”
–¿Qué tanto se ha trabajado en la men-
talidad del futbolista mexicano?
–A partir del rompimiento hacia delante
del futbol mexicano, los clubes también em-
piezan a crecer, a invertir en infraestructura
deportiva, en fuerzas básicas, en pagarle
bien a los entrenadores de los niños, y se
incluyen gabinetes psicológicos. Te diría sin
temor a equivocarme que hoy 90% de los
equipos mexicanos trabajan con un gabine-
te psicológico. Nosotros lo tenemos a nivel
de selección. Chicos de sub-15, sub-17,
sub-20 han pasado por ahí. A los 60 días de
estar concentrados alguien puede extrañar
a su niña, o le llama la esposa y aún no tene-
mos los boletos del mundial, cosas de esas.
Esto hace ruido, merma el rendimiento del
futbolista; ahí entra un trabajo especial. Los
jóvenes han asimilado esto mejor.
“Aún no estamos preparados en la Pri-
mera División ni en la selección mayor, aún
hay esa dosis de ignorancia y desconoci-
miento. Pero sobre todo es un problema
de autoridad. Si organizo una dinámica de
grupo, asisten todos y me respetan. La ha-
cemos y la llevamos al ritmo que yo quiera,
pero yo no soy un especialista. Si traigo a
un psicólogo deportivo, no lo respetan, lo
boicotean, se mofan. Para eso aún no es-
tamos preparados. Por eso insisto en que
trabajemos con los niños; porque ese niño
de 15 años que hoy está trabajando se es-
tá acostumbrando a que le hablen con un
léxico distinto, a que lo inviten a formar un
grupo, a prepararse ante la eventualidad de
una fractura de tibia o del retiro. Cuando ese
muchacho llega a Primera División ya tiene
seis o siete años de trabajo psicológico.
“Para mí, el futbol se compone de cua-
tro aspectos fundamentales. El primero es el
aspecto técnico, que tiene que ver con la pe-
lota: cómo le pegas, cómo la dominas, cómo
eres capaz de dirigirla hacia donde tú quie-
ras. Esto se entrena todos los días; ponemos
grados de dificultad, obstáculos, usamos
balones pequeños, le ponemos retos inclu-
so a Cuauhtémoc, a la gente que es hábil
per se, cositas para que sigan aprendiendo.
Luego viene el aspecto táctico: cómo juga-
mos; somos 11 y ellos son 11; tú vas por la
izquierda, con tales obligaciones cuando
tengas la pelota y con estas otras cuando
no la tengas; tú por la derecha, yo delante y
tú detrás; ése es el tema táctico y lo entrena-
mos todos los días. Luego viene el aspecto
físico, hoy no ves jugadores gordos, no ves
chaparritos… por ahí alguno, hay garbanzos
de a libra, como el Hobbit…”
–Además el futbol es generoso y admite
que gente bajita sea atleta.
–Son los menos, pero son atletas. Fí-
sicamente trabajamos bien, les ponemos
pulsímetros a los jugadores. Pero el cuarto
aspecto, el psicológico, no lo entrenamos
a diario. ¿Cuándo se ha visto que el equipo
vaya todos los días a ver media hora al psi-
cólogo? No lo hacemos. Ahí tenemos un re-
zago. La labor de los entrenadores es llegar
a cumplir con esta fase, con todo el riesgo
que implica; porque hay casos, no voy a dar
nombres, de entrenadores que han echado
a perder jugadores porque les han destro-
zado el aspecto mental, los han destrozado
literalmente.
–¿Los medios están inflando a la selec-
ción mexicana?
Sudáfrica 3.indd 9 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
10

SUPLEMENTO #3

–Bueno, yo fui acremente criticado por
mis declaraciones. Me equivoqué en la for-
ma, pero en el fondo dije: “Si ganamos un
partido 4-1 y luego vamos al mundial, eso
no significa que vayamos a ser campeones”.
Me empecé a asustar con la presión y lo úni-
co que hice fue poner un marco de referen-
cia: “A ver, vamos a ubicarnos; en el mundial
de Alemania, México fue lugar número 15,
en Corea fue 11, en Francia 13, y en Estados
Unidos 13”. Entonces el salto es un poquito
grande del 15 al 1 o del 15 al 2. No quiero ge-
neralizar, pero hubo gente que sin ningún ti-
po de complejo ni problemas dijo: “Estamos
para campeones, es la mejor selección”.
¡Ah, caray!, y como si de eso dependiera el
futuro del país ¿no?
–Parecería que si gana la selección nos
van a perdonar la deuda pública y las tortillas
van a ser más sabrosas.
–Ése es mi punto. Un día discutí con un
técnico que tuve en Chivas. Él nos hacía ver
que el compromiso era brutal y que tenía-
mos que ganar esa noche al equipo rival por-
que si no, al otro día los alfareros de Tonalá
no iban a producir lo mismo y los mariachis
no iban a cantar. Nos metió una carga tre-
menda. Yo me levanté y le dije: “Perdóname,
pero no estoy de acuerdo… no puedes vivir
con eso, no puedes dar un pase pensando:
caracoles, si yo fallo la producción de Jalisco
baja…”. Si yo le digo a los jugadores: “Mira,
realmente el país está ávido de buenas no-
ticias; la economía nos llega a cuentagotas,
la violencia está terrible, la sociedad no ca-
mina: hagamos nuestro papel, ¡ganemos el
mundial!”. ¿Te puedes imaginar la presión?
Tengo que manejar otro discurso para ganar
el mundial o para ganar los partidos que nos
lleven a hacer un mejor papel. A chicos de
20, 21 o 28 años no les puedo cargar las res-
ponsabilidades de otras personas. Somos
mexicanos, tenemos una obligación y un
compromiso social y lo cumpliremos cabal-
mente en función de nuestras capacidades
o incapacidades; pero no puedo decirles: “Si
no ganamos, mañana México se paraliza”.
Los jóvenes están conscientes del rol que
jugamos en la sociedad, pero no podemos
cargar con los problemas que azotan al país.
–No son ni héroes ni mártires de la patria.
–Somos trabajadores, trabajadores pri-
vilegiados, evidentemente, a los que todos
ven; trabajadores en una pecera.
–Varios técnicos han dicho que tene-
mos que volver a los torneos largos. Lo dijo
Menotti, lo dijo Lapuente, lo dijo Hugo. Así
puedes trabajar con la cantera, probar un ju-
gador, una derrota no importa tanto porque
te puedes recuperar, puedes apostar por un
estilo de juego, irlo perfeccionando. Los tor-
neos cortos y la liguilla sólo benefician a la
televisión.
–Sería fundamental volver a los torneos
largos. El ejemplo de una buena directiva es
Pachuca, un equipo que en 12 años ganó 10
títulos con seis técnicos distintos, eso es pa-
ra Ripley. Ahí se trabaja a largo plazo. En mis
primeros siete partidos como técnico tuve
cinco derrotas. Era joven, inexperto, motivo
suficiente para echarme, pero no me echó el
Pachuca. Aguantó la crítica, aguantó los em-
bates de la gente a la que le gusta cambiar
técnicos porque se beneficia, y el equipo fue
campeón. Esa debe ser la filosofía. El torneo
corto es voraz, a los técnicos nos tiene en la
silla eléctrica. Tú llegas, te piden un proyec-
to de largo plazo o mediano por lo menos:
“¿Cuál es su intención caballero?” “Pues en
tres años le voy entregar esto y esto; necesi-
to estos elementos, etcétera”. Presentas tu
proyecto, te lo aprueban, y en tres partidos
te echan. Perdiste en casa el primero, te go-
learon en el segundo y volviste a perder en
casa por un accidente. ¡Fuera!, ¡eso se va al
bote de basura!
–Otro tema social es el Sindicato de
Futbolistas. Países bastante parecidos al
nuestro (Colombia, Chile o Argentina) tienen
asociaciones gremiales que respaldan a los
futbolistas. ¿En qué medida sería esto nece-
sario para que el futbolista mexicano tuviera
más conciencia de sus propios derechos,
más seguridad dentro y fuera de la cancha?
–Es muy importante el concepto de gre-
mio, que no tenemos. Yo estuve muy invo-
lucrado en este caso en la formación de la
Asociación de Futbolistas Profesionales
con Alfredo Tena, Miguel España, Rafael
Chávez Carretero, Félix Fernández, gente
comprometida. Un directivo –que ya murió,
por cierto– me dijo: “¿Para qué quieres tu
sindicato?, ¿para ir el 1 de Mayo al Zócalo y
hacerte rico tú sólo?”. Yo le dije: “Desde ahí
estamos mal, no podemos sentarnos a ha-
blar con un señor que piensa de esa mane-
ra”. No pudimos hacer un sindicato porque
ni la propia Secretaría del Trabajo quería ni
los futbolistas querían. Hubo uno, famosí-
simo, que nos dijo: “Yo entro y firmo, pero
no usen la palabra ‘sindicato’ porque si la
ponen me corren de mi club”. ¿Entonces de
qué estamos hablando?
“Yo te diría que tengo gente hoy en la se-
lección que está mejorando en este rubro.
Hay un buen nivel académico, gente que te
confronta, que te entiende, con la que pue-
des discutir en un nivel que antes era imposi-
ble. Sí creo que necesitamos una asociación
porque hay 22 o 25 que destacan y a los que
les va muy bien, pero hay gente en Tercera
División… Hay 10 mil jugadores federados,
y nada más tengo 23 superestrellas. ¿Qué
pasa con los otros 9 mil y pico? Que ganan
mil pesos al mes y no tienen balones para
entrenar… Miguel España dijo un día: ‘Quie-
ren que nos comportemos como leones en
el campo y nos tratan como ratones fuera de
él’. Es absolutamente cierto. Hay una Comi-
sión del Jugador, hay que decirlo; se ha cre-
cido en ese sentido, ha habido controversias
y se han resuelto más casos a favor de los
jugadores que de los clubes. El futbol es otro
en relación con el que nos tocó a nosotros.
Yo llegué al América en 1975. La primera ca-
miseta que me puse decía: ‘Propiedad Club
América’. ¿La propiedad era la camiseta o
yo? Fui propiedad del Club América hasta
que quisieron y dejé de serlo, sin mi venia
por supuesto.”
–El futbolista mexicano acaba su carrera
después de pasar por 13 equipos, teniendo
que llevar a su familia por otras tantas ciuda-
des y rindiendo menos en equipos por una
situación personal complicada.
–El draft me parece una de las cosas
más denigrantes. Cuando surgió aquello fue
escandaloso. Hoy está bastante más light,
por decirlo de alguna forma, ya llegas al draft
con 95% de las negociaciones hechas, pero
en su momento era verdaderamente vergon-
zoso ver desfilar a un jugador al lado de otros
500 o 600.
–¿Cómo resumes la situación del futbol
en México?
–No nos equivoquemos: estamos inmer-
sos en un contexto social, en nuestro Méxi-
co, y hay que decir algo: el jugador vive en
una burbuja, siente que no le va a pasar na-
da, como se sintió Cabañas en su momento
(cuentan que incluso retó al tipo que tenía
la pistola). Rubén Omar Romano salía todos
los días del entrenamiento de Cruz Azul sin
ningún problema, con esos camionetones y
esos relojotes y esas joyas; y no sólo Rubén:
todos andamos en las mismas, vivimos en
una irrealidad. El jugador pide: “Yo quiero mi
salario libre de impuestos”. ¿Por qué? Por-
que ve que un empresario no paga impues-
tos. Entonces el directivo te dice: “Okey,
libre de impuestos”. Es un problema general.
Nos han educado de esa manera; vives un
México que no es el México real y por ende
también te empiezas a creer que eres capaz
de ganar la Copa del Mundo. Luego el bata-
cazo es terrorífico.
“La labor que tenemos, yo en este caso
de juez y parte, es educar al jugador, decirle:
‘No te equivoques, no está el país para que
tú tengas ese tipo de joyas ni para que andes
alardeando, para que vivas de esa manera y
no seas capaz de ayudar a la sociedad en lo
que mejor sabes hacer, que es dar una ale-
gría; detente a dar un autógrafo, no te cuesta
nada; es gente que viene caminando hasta
el Centro de Alto Rendimiento, un lugar bas-
tante inaccesible; viene a pedirte un autó-
grafo y no te detienes en tu 4x4, en tu coche
de ocho cilindros’. Eso no me parece justo.
“El futbol va creciendo en función de có-
mo crece el país. No es gracias al futbolista
que México va a resurgir, pero sí va a ayudar
a que el mexicano tenga un clavo ardiente
de dónde sujetarse para que pueda decir:
‘Quiero a esos amigos de verde que cantan
su himno y se rompen el alma, como yo lo
hago para perseguir el camión y vender mis
gelatinas en la calle’.” u
Sudáfrica 3.indd 10 6/4/10 1:25 PM
D
e Jonathan dos Santos,
quien no alineará con la
Selección Mexicana de
Futbol en el Mundial de
Sudáfrica, puede depen-
der el estado anímico del
equipo nacional, así como futuras decisiones
que tomen Javier Aguirre y Mario Carrillo.
El primer desacuerdo entre los altos
mandos del equipo que debutará contra Su-
dáfrica el próximo viernes 11 ocurrió cuando
el delantero Nery Castillo quedó fuera de la
convocatoria y en su lugar fue llamado el jo-
ven mediocampista Jonathan dos Santos.
A raíz de esta decisión Carrillo habló,
ante los micrófonos del programa deportivo
Estadio W, de sus acuerdos y desacuerdos
con Aguirre. Aseguró que llamarían a Castillo
porque es “un jugador útil y capaz”. El extéc-
nico americanista reconoció que este delan-
tero no había tenido la actividad deseada en
el Shakhtar, de Ucrania, pero aclaró que lo
mismo ocurría con el resto de los delanteros
mexicanos que juegan en Europa.
“No tenemos tantos como él (Nery). No
me digas que Vela o el Guille han tenido mu-
cha actividad. Al hacer su lista, Javier eligió
lo que a él le gustó. Sigo pensando en Nery;
a mí en lo particular me gusta, pero yo sugie-
ro y Javier decide. Él sabe lo que hace.
Y añadió: “Al final no sé lo que pasó. Ja-
vier sabrá por qué tomó esa decisión la cual
respeto profundamente, pero sigo pensando
que Castillo es buen jugador. Él (Aguirre) nos
consulta a todos y saca sus conclusiones;
así ocurre en los cuerpos técnicos. El técni-
co en jefe, en este caso Javier, siempre tiene
dos o tres jugadores que le gustan. Le tiene
fe a Jonathan y Efraín Juárez le gustó desde
un principio”.
Esta fue la única entrevista que Carrillo
dio desde que comenzó la concentración
de 60 días rumbo al mundial. Durante ese
tiempo ha prevalecido una especie de la ley
BEATRI Z PEREYRA

SUPLEMENTO #3
11
sombra
de Jonathan
11
Hasta antes del escándalo generado por la salida del
mediocampista Jonathan dos Santos, Javier Aguirre
navegaba en aguas mansas y colocado como el indis-
cutible líder de la selección mexicana. Después de ese
capítulo, su autoridad, al menos ante los jugadores,
muestra una grieta. A su favor jugó en lo inmediato la
espectacular victoria ante Italia, que mitigó el ruido
interno y el pesimismo por las derrotas consecutivas
ante Inglaterra y Holanda. Pero las fallas ofensivas y,
sobre todo las defensivas, mantienen la incertidumbre
y ese halo de fracaso que siempre está presente cuan-
do la selección participa en un Mundial.
La
Jorge Reyes /Mexport
Sudáfrica 3.indd 11 6/4/10 1:25 PM
mordaza, pues jugadores e integrantes del
cuerpo técnico sólo declaran en conferen-
cias de prensa. Como poseedoras de los de-
rechos de la selección, únicamente Televisa
y Televisión Azteca tienen acceso a entrevis-
tas exclusivas.
A final de cuentas, Castillo y Jonathan
no formarán parte de la llamada “generación
para hacer historia”; es decir, del equipo que
partió de México con la promesa de que por
lo menos llegará a los cuartos de final en el
Mundial de Sudáfrica 2010.
El pasado 31 de mayo, a menos de dos
semanas de que comience el mundial, se in-
formó que Jonathan no estaba incluido en
la lista de 23 jugadores que oficialmente se
dan de alta ante la FIFA. Este anuncio puso
en jaque la estabilidad del equipo, así como
la autoridad de Javier Aguirre. Asimismo,
afectó el equilibrio emocional de Giovani,
jugador fundamental para que el equipo tri-
color cumpla su promesa de “hacer historia”
en Sudáfrica.
Maltrato
Aunque los jugadores sabían que habría dos
recortes, el anuncio de que Jonathan estaba
fuera le estalló en la cara al técnico nacional
cuando el padre de los hermanos Dos Santos,
Zizinho, reveló que Giovani estaba devastado
por la noticia. También dijo que Jonathan ja-
más volverá a vestir la camiseta verde por el
trato irrespetuoso que ha recibido de la Fe-
deración Mexicana de Futbol (Femexfut) en
distintos momentos de su carrera.
“Giovani está muy adolorido. Giovani es-
tá hecho polvo. Giovani no tiene ni ganas de
jugar el mundial. Hablé con él y me dijo que
no se siente bien, que no quiere jugar porque
él tenía la ilusión de que estaba su herma-
no. Venía físicamente bien y contento, pero
ahora está hecho polvo. Ya estoy harto de la
federación. Jonathan no volverá a vestir la
camiseta de México, ya sufrió mucho”, tronó
Zizinho ante diferentes medios.
Francisco dos Santos, Zizinho, se lanzó
contra Aguirre, quien fue su compañero de
equipo en el América durante los ochenta.
Aseguró que el técnico nacional no tuvo el
valor de sacar a otro jugador y optó por sa-
crificar a su hijo con el pretexto de que está
muy joven y le falta experiencia.
“¿Por qué Aguirre no llevó a 30 jugadores
y cortó a siete, como hacen todos? ¿Cómo lla-
ma a 24 jugadores? ¿A quién es más fácil cor-
tar? Al más joven, al más chico. Le dijeron que
era muy joven, que tiene por delante la Copa
América, que vienen Olimpiadas. Ya no quiero
más mentiras, engañaron a mi hijo. Un entre-
nador debe tener pantalones y no hacer lo que
éste hizo con gente joven. No sé qué está pa-
sando con México. Si sigue así, con amiguitos
y compadritos, nunca va a crecer”, insistió.
La molestia de Zizinho se debe a las dos
ocasiones en que Jonathan, mediocampis-
ta del Barcelona, se ha visto relegado. En
2007, el técnico Jesús Ramírez lo dejó fuera
de la selección sub 17, que a la postre no
calificó. La decisión se le comunicó al en-
tonces jugador de 16 años momentos antes
de partir a una gira por Barcelona, luego de
permanecer concentrado 15 días en Méxi-
co. En el aeropuerto los federativos le pidie-
ron que devolviera los pants porque, como
ya no era seleccionado, no podía portar el
uniforme.
El año pasado, el entrenador de la sub
20, Juan Carlos Chávez, quería llevar a Jo-
nathan al premundial; sin embargo, como el
torneo no se jugaría dentro del calendario de
partidos oficiales de la FIFA, la Femexfut le
solicitó al Barcelona que se lo prestara. El
club accedió, pero Chávez aclaró que sólo
estaría a prueba sin la garantía de que sería
incorporado a la lista final. Barcelona optó
por no cederlo.
E
l jugador más importante de la
selección nacional de Sudáfrica,
Steven Pienaar, tiene un tatuaje
en una pierna: está dedicado a un
amigo de la adolescencia que murió balea-
do y es un recordatorio permanente de su
vida en el gueto donde creció, sobrevivió y
del que escapó.
Nombrado jugador del año por el
Everton de la Liga Premier de Inglaterra,
Pienaar marcó 7 goles en 37 partidos de
la temporada 2009-10. Los rumores en la
prensa inglesa indican que es pretendido
por el campeón Chelsea, el subcampeón
Manchester y el Tottenham.
“Cuando pienso en el pasado, a veces
me pellizco, porque muchas cosas pudieron
haber ocurrido cuando estaba en Sudáfrica.
Soy afortunado de que pude hacer algo con
mi talento y Dios creó el camino para mí. Aún
no lo puedo creer, porque sólo han pasado
10 años desde que vivía en Westbury. Eso
aún sigue en mi cabeza”, le dijo Pienaar en
una entrevista al reportero Dan Roan, de la
cadena BBC. 
Pienaar creció en Westbury, un suburbio
de Johannesburgo del que se marchó a los
13 años gracias al futbol. Su talento hizo
que lo invitaran a la escuela de la Federación
Sudafricana de Futbol (SAFA, por sus siglas
en inglés). Después de haber participado en
la selección juvenil fue despreciado porque,
según los especialistas que lo evaluaron, le
faltaban estatura y carácter. Hasta los equi-
pos de la liga local lo ignoraron.
En el Ajax de Ciudad del Cabo Pienaar
se graduó como futbolista y, con sólo 18
años, partió a Europa fchado por otro Ajax,
el de Holanda, donde fue campeón en 2002
y 2004. Fue exportado al Borussia Dort-
mund, de Alemania, que en 2007 lo prestó al
Everton, donde su fuerza creativa en el cam-
po le extendió un contrato por tres años.
“Fue muy difícil ser criado por una madre
soltera en una zona llena de pandillas. En un
suburbio sudafricano todos los días se viven
tiroteos, drogas por todas partes, pero corrí
BEATRI Z PEREYRA
12

SUPLEMENTO #3

El equipo de la
esperanza
A
P

p
h
o
t
o

/
T
h
e
m
b
a

H
a
d
e
b
e
Sudáfrica 3.indd 12 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
Dudas, desaciertos, esperanzas
Más allá de las consecuencias que el caso
Jonathan traiga consigo, el compromiso que
hicieron jugadores, entrenador y directivos
de la Femexfut de hacer el mejor papel en
un mundial descansa en bases sólidas. En
este conjunto, 10 jugadores militan en algún
club de Europa; otros cuatro ya fueron cam-
peones del mundo con la selección sub 17 y
hay un equilibrio perfecto entre juventud (10
tienen menos de 25 años) y experiencia (el
resto no rebasa los 31 años, salvo Cuauhté-
moc Blanco y Óscar Pérez, de 37, y Guiller-
mo Franco, de 33).
Aunque Giovani dos Santos es una de
las apuestas de Aguirre, en lo que va del
año no ha marcado un solo gol en Inglate-
rra (Tottenham) ni en Turquía (Galatasaray) y
sólo vio acción en 19 partidos. Pese a todo,
se espera que con la camiseta verde sea un
detonante en el once de El Vasco.
Aguirre ha explicado que Gio pertenece
a esa generación de jugadores mexicanos
que tienen una mentalidad distinta a la de
sus predecesores, “que no se arrugan” ante
el más poderoso rival y que sólo aceptan el
triunfo como resultado porque están acos-
tumbrados a ganar.
Dos Santos, Carlos Vela, Efraín Juárez y
Héctor Moreno integraron la selección que
en 2005 vapuleó en la final del mundial sub
17 a Brasil al son de 3-0. Juárez, uno de los
favoritos del entrenador, lo mismo juega en
el medio terreno que como lateral por dere-
cha. Es inolvidable el pase que le dio a Mi-
guel Sabah en el partido de eliminatoria ante
Estados Unidos.
El zaguero Héctor Moreno es el mexica-
no en el extranjero que más partidos dispu-
tó, con 36. Un infaltable en la alineación del
AZ Alkmaar de la liga de Holanda. En la Ere-
divise también se destacaron los defensas
Francisco Maza Rodríguez y Carlos Salcido,
ambos titulares con el PSV, donde jugaron
29 y 27 partidos, respectivamente. La es-
tatura de Moreno (1.80 metros) y del Maza
(1.91 metros), así como las deficiencias de la
selección en juego aéreo y a balón parado,
podrían hacer que Aguirre se decida por esta
dupla.
Los delanteros Guillermo Franco y Car-
los Vela tienen experiencia en las ligas de Es-
paña e Inglaterra. Con el West Ham, Franco
jugó 23 partidos en los que anotó en cinco
ocasiones. Sus escasos pero oportunos go-
les ayudaron a que ese club, del que salió el
27 de mayo pasado, se salvara del descen-
so. Por su parte, Vela anotó dos veces en 20
encuentros con el Arsenal.
El último en unirse a los llamados euro-
peos es Javier Chicharito Hernández, quien
en abril pasado fichó por el Manchester Uni-
ted. Después del mundial se reportará con
el club inglés, al que llegó por petición del
entrenador Alex Ferguson.
Chicharito fue campeón de goleo del tor-
neo local con 10 tantos en 11 partidos con las
Chivas, números suficientes para que Aguirre
lo convocara a la selección. Esta decisión dio
muy buenos frutos y prueba de ello es que
marcó cuatro veces en tres partidos amisto-
sos. Una lesión en la pierna izquierda lo mantu-
vo sin entrenar poco más de un mes. Cuando
regresó a la cancha demostró que también sa-
be fallar goles. Su sequía se extendió a cuatro
partidos hasta que contra Holanda, el pasado
26 de mayo, dos meses y 10 días después de
su último tanto, pudo anotar de nuevo.
La temporada pasada los delanteros
mexicanos metieron en total 22 goles con
sus respectivos clubes. Esta cifra incluye los
cinco de Cuauhtémoc Blanco con el Vera-
cruz. Estos resultados palidecen en compa-
ración con los de Diego Forlán, delantero de
la selección uruguaya, tercer rival de México
en Sudáfrica, quien registró el mismo núme-
con suerte. Tuve una madre muy fuerte que
quería lo mejor para nosotros, creía en sus
hijos y se aseguraba de que nos alejáramos
de las calles y de las cosas malas”, asegura
Pienaar, un cristiano devoto convencido de
que si no hubiera sido futbolista estaría en la
cárcel o muerto.
Aunque no es muy alto (1.76 metros), el
mediocampista compensa su estatura con
rapidez, fuerza y espíritu. Es un corredor
incansable, jugador inteligente que sabe leer
los partidos para ubicarse en el campo. A
sus 28 años carga con la esperanza de millo-
nes de sudafricanos que anhelan no conver-
tirse en el primer país anftrión del mundial
que es eliminado en la primera ronda.
Steven Pienaar lleva el mismo apellido
que el mítico jugador de rugby, François
Pienaar, a quien durante la Copa Mundial de
Sudáfrica de 1995 Nelson Mandela le enco-
mendó la responsabilidad de ganar como
una estrategia política para unifcar al país.
El Pienaar del futbol es negro; el del rugby,
blanco.
“Será un momento muy especial no sólo
para los jugadores, sino para Sudáfrica y el
continente, porque será un día que marque
la historia, como cuando Nelson Mandela
salió de prisión. Para nosotros es especial,
porque es el primer mundial en tierras africa-
nas y vamos a hacer historia”, sentencia. 
Sudáfrica forma parte del grupo A, con
México, Francia y Uruguay. Su selección
ocupa el lugar 83 en la clasifcación de la
FIFA. Nunca antes ha sido sede del mundial
un país con una posición tan baja.
El equipo conocido como los Bafana
Bafana ha participado en dos mundiales
–Francia 98 y Corea-Japón 2002– en los que
ha disputado seis partidos; es decir, nunca
ha califcado a la ronda de octavos de fnal.
Puede presumir que derrotó a Eslovenia en
2002 y que acumula empates con Dinamarca
y Arabia Saudita en 98 y con Paraguay en
2002, pero perdió con Francia en 98 y con
España en 2002.
Para evitar hacer “un papelazo”, la SAFA
apostó por el entrenador que en 1994 hizo
campeón del mundo a Brasil: Carlos Alberto
Parreira, de 67 años, a quien durante el pro-
ceso rumbo a Sudáfrica 2010 contrató hasta
en dos ocasiones.
Dieciséis meses después de que Parrei-
ra tomó el mando, renunció a la dirección
técnica (20 de abril de 2008) porque su es-
posa enfermó y tuvo que regresar a Río de
Janeiro para estar a su lado. El banquillo fue
ocupado por su compatriota Joel Santana,
quien se convirtió en el entrenador número
15 de Sudáfrica en los últimos 17 años.
Con Santana la selección perdió en un
periodo de cinco meses (de junio a octubre
de 2009) ocho de nueve partidos internacio-
nales (en Copa Confederaciones dos veces,
con España y Brasil. En amistosos, con Ale-
mania, Serbia, Irlanda, Noruega e Islandia).
Aunque se consideraba suicida tomar
la decisión de removerlo a ocho meses del
Mundial, los críticos cuestionaban su táctica
infexible, los cambios tardíos y su poca ha-
bilidad para sacar lo mejor de los jugadores,
sobre todo de Teko Modise, la estrella de la
liga local.
En su favor hablaba la credibilidad que
obtuvo Sudáfrica en la Copa Confederacio-
nes por la hazaña de haber caído en semif-
nales 1-0 con Brasil, apenas a dos minutos
del fnal, y porque, aunque perdieron, los
jugadores forzaron los tiempos extra con
España para romper un empate a dos en el
partido por el tercer lugar.
Haber precipitado al equipo a su peor
momento futbolístico desde 1994 le costó la
cabeza. El 19 de octubre, después de haber
dirigido a los Bafana Bafana durante sólo 18
meses (10 victorias, 14 derrotas y 3 empates
en 27 partidos), Santana fue cesado.
El regreso de Parreira fue duramente
criticado por personajes del futbol sudafri-
cano, incluidos exentrenadores, quienes
consideraron que había llegado la hora de
contratar a un técnico local. Con un conjun-
to joven e inexperto, el brasileño había enca-
rado a principios de 2008 la Copa Africana
de Naciones de la que fue eliminado en la
primera ronda.
Pero nadie se atrevió a criticarlo cuando
en marzo de 2008 los Bafana Bafana vencie-
ron a Paraguay 3-0 en un amistoso. Fue la
primera vez en 10 intentos que lograron de-
rrotar a un equipo sudamericano desde que,
en 1992, después de la era del apartheid,
Sudáfrica fue admitido en la FIFA.
Parreira ha sido cuestionado porque su
sistema no convence, porque no es atrevi-

SUPLEMENTO #3
13
Sudáfrica 3.indd 13 6/4/10 1:25 PM
ro de anotaciones en la liga de España, con
el Atlético de Madrid.
El salvador
La falta de definición es un problema que,
según Aguirre, se puede superar “con re-
peticiones y una gota de psicología”. En los
11 partidos de preparación los jugadores
demostraron que son capaces de generar
llegadas, pero no de concretarlas.
Con jugadas desequilibrantes y sus rápi-
dos desbordes por la banda izquierda, Andrés
Guardado le cambia el rostro al ataque de la
do, porque prefere el resultado antes que
el espectáculo y le roba el talento natural
a los jugadores. Cierto, ganó con Brasil en
94 dirigiendo a una generación de estrellas,
como Romario, Bebeto, Dunga o Branco,
pero sus detractores no le perdonan que en
Alemania 2006 dejó a la verdeamarelha en
cuartos de fnal.
En Sudáfrica 2010 Parreira igualará la
marca de Bora Milutinovic, quien ha dirigido
a cinco diferentes selecciones en mundiales,
pero habría que matizar que en Francia 98
fue despedido en la primera ronda después
de dos derrotas al frente de Arabia Saudita.
También falló en España 82 con Kuwait y en
Italia 90 con los Emiratos Árabes. No consi-
guió ni un punto.
“Está claro que nadie nos otorga muchas
posibilidades, pero en el futbol no hay nada
escrito, por eso es el deporte más popular del
planeta. Tenemos que ser el equipo sorpresa.
Los Bafana Bafana no serán un blanco fácil.
No ganaremos el mundial, pero todo es posi-
ble”, asegura el técnico brasileño.
Algunas de las claves para evitar el tan
temido “papelazo”: tener el balón a ras de
pasto y moverlo con velocidad; que los juga-
dores defendan con el balón en los pies, lo
hagan correr, y que eviten el cuerpo a cuer-
po; las ventajas de jugar en casa y “la mejor
preparación” gracias a una concentración
de más de un mes con entrenamientos en
Brasil y Alemania.
“Hay que considerar la Copa Confedera-
ciones como un punto de partida. Los juga-
dores estuvieron juntos durante un tiempo y
se les vio en muy buena forma. Eso pasará
antes del mundial. Tenemos que creer en los
jugadores, mantener la confanza y sacar
provecho de nuestras virtudes. La posesión
del balón es importante: retener el esférico,
hacerlo circular por el césped, jugar un fut-
bol de posesión. Está clarísimo que cuando
hacemos eso somos mucho mejor equipo.
Si le añadimos a nuestros laterales desdo-
blándose en ataque, es todavía mejor. En
nuestro sistema necesitamos laterales que
desborden. Me encanta ver a nuestros late-
rales apoyando y desdoblándose; no atacas
sólo con un delantero, atacas como un equi-
po”, sentencia Parreira.  
De la lista preliminar de 30 convocados,
10 jugadores militan en el extranjero, nueve
en algún club europeo y uno en Israel, en el
Maccabi Haifa: Tsepo Masilela, lateral iz-
quierdo. Ni siquiera había frmado con algún
club profesional y el entonces seleccionador
de los Bafana Bafana, Ted Dumitru, lo hizo
debutar en el equipo nacional, algo nunca
visto en el futbol sudafricano. Por la otra
banda corre Siboniso Gaxa, del equipo de la
liga local Mamelodi Sundows, quien apenas
ha vestido la camiseta 23 veces. En la Con-
federaciones fue titular indiscutible. Son los
laterales que le encantan a Parreira.
La SAFA anunció que por cada gol que
marquen, sus seleccionados serán premia-
dos con 124 mil dólares, decisión que fue
cuestionada por los afcionados, a quienes
les parece un gasto obsceno e innecesario
porque consideran que representar al país
es la principal recompensa que pueden
recibir.
“No por muchos millones que la SAFA
vaya a meterles en los bolsillos los jugadores
van a marcar más goles. Esto no tiene que
ver con el dinero. Los jugadores estarán
motivados por su orgullo y determinación
de hacerlo bien ante nuestros afcionados”,
declaró Parreira.
A ojos del entrenador era más importan-
te que la SAFA consiguiera un rival con más
calidad que Bulgaria, Colombia y Dinamarca
para poder medir el verdadero nivel de su
equipo. Brasil se negó a jugar un amistoso y
con Argentina tampoco se logró nada.
La fortaleza física de sus jugadores no
es algo que le robe el sueño a Carlos Parrei-
ra, pero sí el estado del delantero del West
Ham de Inglaterra, Benni McCarthy, otro de
sus elementos insignia. El seleccionado se
lesionó en febrero y ha tenido poca actividad
(sólo participó en 5 de 38 partidos de liga). Y
debido a sus malos hábitos alimenticios pre-
senta un notorio y preocupante sobrepeso.
Benedict McCarthy nació en Ciudad del
Cabo pero creció en Hanover Flats, un área
conocida por el desempleo y azotada por la
violencia de las pandillas. Comenzó su ca-
rrera a los 17 años en la liga local y también
destacó en la selección juvenil.
Tras un efímero paso por el futbol holan-
dés y español, el Celta de Vigo lo prestó al
Porto, de Portugal, donde en la temporada
2001-02 jugó bajo la dirección de José
selección. “El otro día no lo pusimos de inicio
porque si se nos cae (se lesiona) no duermo ni
la siesta”, dijo acerca de Andrés Guardado en
febrero pasado Miguel Ángel Lotina, director
técnico del Deportivo La Coruña.
Este comentario encaja muy bien en las
preocupaciones del Vasco. Si por alguna ra-
zón México no cuenta con este mediocam-
pista, pasará muchos apuros al ataque.
Guardado sólo disputó con el Depor 27
de los 38 partidos de liga (con cuatro goles)
debido a que las lesiones lo agobiaron todo
el torneo. Volvió a lastimarse en marzo, pero
a finales de abril se incorporó al representa-
tivo nacional para terminar su rehabilitación
cuando Aguirre ya trabajaba con la lista pre-
liminar de 17 convocados.
Rafael Márquez y Ricardo Osorio sufrie-
ron con el Barcelona y el Stuttgart de Alema-
nia. El michoacano renovó contrato con los
culés, pero perdió la titularidad en su club
con Gerard Piqué, y el gafete de capitán az-
teca Aguirre sólo se lo prestó ante Gambia
e Italia.
En relación con Corea-Japón 2002 y Ale-
mania 2006, Márquez llega a su tercer mun-
dial con una letra escarlata: su indisciplina
en el campo ha dañado al equipo. Es inte-
ligente, sabe leer los partidos. Nadie mejor
Su preocupación: defensa y ataque
M
i
g
u
e
l

D
i
m
a
y
u
g
a
14

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 14 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
Mourinho, con quien McCarthy se convirtió
en la bujía del equipo que terminó tercero en
la tabla (y tuvo pase directo a la Copa UEFA),
anotando 12 goles en 11 partidos. Dos tem-
poradas después, McCarthy ganó el botín
dorado con 20 tantos en 23 encuentros.
En 2006 fue vendido al Blackburn de la liga
inglesa donde, a pesar de que fue opaca-
do por jugadores de la talla del paraguayo
Roque Santa Cruz, anotó 52 goles en 140
partidos.
Junto con Pienaar y McCarthy, Aaron
Mokoena, del Blackburn de Inglaterra, es
uno de los tres futbolistas que han vestido
más veces la camiseta de su selección.
Unos meses después de cumplir 18 años
recibió su primera convocatoria y se convir-
tió en el jugador más joven en debutar con
los Bafana Bafana.
Conocido como Mbazo (El Hacha) por
su forma agresiva de jugar, Mokoena es el
sudafricano que más partidos ha disputado
por su país: 100. Y ha jugado para clubes
europeos como el Ajax, de Holanda, y el
Bayer Leverkusen, de Alemania.
MacBeth Sibaya es uno de los Bafana
Bafana de más edad (32 años). Debutó con
ellos hace ocho años en la última participa-
ción mundialista de Sudáfrica en Corea-Ja-
pón 2002. Se hizo famoso cuando militaba
en el Jomo Cosmos de su país, antes de
pasar varias temporadas en el extranjero
con el Rosenborg noruego, el Keruleti hún-
garo y su actual equipo, el Rubin Kazan,
de Rusia. Pese a su vasta experiencia (tres
participaciones en la Copa Africana de Na-
ciones) y a sus dotes de liderazgo, la apa-
rición de jóvenes talentos lo ha obligado a
pelear por un puesto en el once titular.
Otro de los jugadores descubiertos
por Ted Dumitru es el extremo Siphiwe
Tshabalala quien llegó a la selección con 20
años. Dio sus primeros pasos futbolísticos
con los Kaizer Chiefs locales. A pesar de su
juventud tiene experiencia internacional en
la Copa Africana de Naciones 2006 y 2008.
En marzo pasado, en un amistoso contra
Paraguay, anotó el gol del empate: un fan-
tástico disparo de unos 30 metros.
Katlego Mphela fue el líder de goleo del
equipo en la Copa Confederaciones, con
cuatro tantos. Dio el salto a la selección
con 19 años, cuando jugaba para el Estras-
burgo de la liga francesa. A pesar de que
este año tuvo una temporada insulsa con el
club sudafricano Mamelodi Sundowns, es
un delantero peligroso, con un fno olfato
de gol y con capacidad para perforar la
defensa más férrea.
Para los afcionados sudafricanos es
un placer ver jugar a Teko Modise, de los
Piratas de Orlando, mediocampista en quien
depositan sus esperanzas de éxito porque
consideran que le da una dimensión dife-
rente al juego de la selección, por su rapidez
y creatividad. Desde que se hizo un hueco
en la alineación de los Bafana Bafana, hace
menos de dos años, se ha convertido en
una fgura clave a la ofensiva, al igual que
Kagisho Dikgacoi, cuya agresividad y capa-
cidad para robar balones le han granjeado
admiradores en todo el país. Es uno de los
seleccionados más trabajadores en la once-
na de Parreira, y aunque su posición natural
está en el medio campo, es muy peligroso
cuando se incorpora al ataque.
Si Chester Williams fue el único inte-
grante negro de la selección sudafricana
de rugby que ganó el Mundial en 1995,
Matthew Booth es el único jugador blanco
del equipo nacional de futbol. Después de
muchos años de no ser convocado, ahora
está en los planes de Parreira, sobre todo
por su dominio del juego aéreo: su 1.98 de
estatura (es el más alto de la plantilla) es
justo lo que necesita Sudáfrica para en-
carar los problemas que experimenta a la
hora de defender centros y jugadas a balón
parado.
A nadie sorprendió que Itumeleng
Khune recibiera su primera convocatoria
con los Bafana Bafana en la Copa Confe-
deraciones, después de haber jugado sólo
ocho meses en primera división. Es uno de
los guardametas más prometedores que
ha generado el futbol sudafricano en los
últimos cinco años. Aunque todavía carece
de experiencia al máximo nivel, ante las
incontables lesiones de Rowen Fernández
está llamado a ser el titular del “equipo de
ensueño”, como llaman los sudafricanos
a quienes los representarán en el primer
Mundial del continente negro.
Ante esta selección jugará México el
próximo viernes 11 de junio. u
que él sabe salir tocando y es capaz de jugar
al mismo nivel en la defensa que en la media
cancha, aunque con la selección debe un
buen juego.
En la banca del Stuttgart, Ricardo Osorio
se ha perdido las últimas dos temporadas.
En la más reciente a duras penas jugó 261
minutos de siete partidos. Con Aguirre, co-
mo lo fue con Ricardo La Volpe en Alemania
2006, el oaxaqueño ya no es lateral, sino
central por derecha.
La banda derecha parece ser propie-
dad de Paul Aguilar, uno de “los chavitos”
del técnico nacional a los que por su falta de
experiencia “no se les puede exigir mucho”.
Cuando se habla de sus carencias futbolísti-
cas, el entrenador dice: “No son culpa de na-
die; es selección mía y estoy muy contento
con los muchachos. Hay que decirles a los
chavos que no importa que se equivoquen”.
Aguirre sostiene que la defensa es la par-
te más sólida del tricolor. “En ocho partidos
amistosos sólo recibimos un gol, y en siete
dejamos al rival en cero”, aseguró el técnico
antes del inicio de la gira por Europa donde
Inglaterra le metió 3, Holanda 2, Gambia 1 e
Italia 1. La escuadra nacional se impuso por
dos goles al representativo italiano.
Hasta entonces, los porteros se vieron
apurados en las jugadas y pudieron enseñar
cualidades y defectos. A unos días del inicio
del mundial El Vasco seguía experimentando
en el marco mexicano con Guillermo Ochoa,
Óscar Pérez y Luis Michel. Para entonces, el
técnico tampoco había definido quién sería
el capitán de la escuadra.
Al igual que hace ocho años, Aguirre
tuvo que llegar a rescatar a la selección del
desastre deportivo. A la Femexfut y a las
televisoras las salvó de la hecatombe eco-
nómica que implicaba la no asistencia al
mundial.
El proceso que en noviembre de 2006
comenzó con Hugo Sánchez en el banquillo
–que continuó de forma interina con Jesús
Ramírez y que descendió a los avernos con
el sueco Sven-Göran Eriksson– lo concluirá
Aguirre.
En abril de 2009, cuando El Vasco to-
mó las riendas del tricolor, el equipo estaba
desahu ciado: era cuarto en el hexagonal fi-
nal de la Concacaf, con apenas tres puntos.
En el primer partido de Aguirre, México per-
dió 2-1 como visitante ante El Salvador y se
hundió en el penúltimo lugar. Llegó entonces
la Copa Oro, en la que el técnico fue sus-
pendido tres partidos por patear al jugador
panameño Ricardo Phillips.
Entonces apareció Mario Carrillo quien,
con Aguirre en las gradas, se hizo cargo de
la selección. Tres triunfos al hilo condujeron
a México a la final, en la que derrotó 5-0 a
Estados Unidos. Carrillo exorcizó al tricolor.
En las puertas del infierno hizo que resucita-
ra la esperanza.
En la eliminatoria mundialista, México
triunfó ante Trinidad y Tobago (2-1), se im-
puso a los estadunidenses (2-1), le ganó a
Costa Rica (3-0) como visitante, venció en
casa a Honduras (1-0) y, finalmente, con un
4-1 sobre El Salvador en el Estadio Azteca
obtuvo el pase a Sudáfrica 2010.
En febrero pasado Aguirre le dijo al perio-
dista José Ramón de la Morena, de Cadena
Ser, de España, que está claro que México
no quedará entre los tres primeros lugares
en el mundial porque históricamente se ha
ubicado entre los sitios 11 y 15.
En Sudáfrica 2010, la selección nacional
aspira a superar su propia historia. En sus 13
participaciones mundialistas, el tricolor sólo
dos veces ha llegado a los cuartos de final:
en 1970 y en 1986, en calidad de país sede.
En cuatro ocasiones ha pasado a la segun-
da ronda y en siete ha sido eliminado en la
primera. Una vez que concluya su labor con
la selección, Aguirre volverá a Europa. u

SUPLEMENTO #3
15
Sudáfrica 3.indd 15 6/4/10 1:25 PM
C
uando se trata de deportes
los viajeros mexicanos no
conocen límites ni fronte-
ras. Y aunque la aventura
sudafricana puede ser muy
costosa –según la variedad
y el precio de los paquetes que ofrecen las
agencias de turismo–, se espera que a esta
Copa del Mundo 2010 acudan alrededor
de 15 mil connacionales.
La cifra incluye a los 11 mil afcionados
que se trasladarán directamente de México a
Sudáfrica; entre ellos hay mil que lo harán sin
tener siquiera un boleto que les garantice la
entrada a los estadios. Por lo menos otros 3
mil realizarán la travesía desde Estados Uni-
dos y mil más partirán desde Europa.
De acuerdo con la Asociación Mexi-
cana de Agencias de Viajes (AMAV, que
aglutina a 4 mil 500 establecimientos), el
número de viajeros es similar al registrado
en Francia 98. Sin embargo, se aclara,
está lejos de la marca histórica de mayor
RAÚL OCHOA
asistencia a un certamen deportivo fuera
del país: el mundial de Alemania en 2006, al
que acudieron 40 mil personas.
El presidente de la AMAV, Jorge Hernán-
dez Delgado, recuerda que ese récord fue
posible por el fraude cometido por varias
agencias al duplicar la venta de los 20 mil pa-
quetes autorizados a México por la Federa-
ción Internacional de Futbol Asociado (FIFA).
La asistencia de mexicanos al Mundial
de Sudáfrica 2010, del 11 de junio al 11
de julio, apenas se aproxima a los 20 mil
feligreses que acudieron al Vaticano a los
funerales del Papa Juan Pablo II en 2005.
Sin embargo, la AMAV garantiza que 10 mil
de los viajeros nacionales que irán a Sudá-
frica cuentan con boletos de entrada para,
por lo menos, un partido. La asociación
realiza este cálculo con base en el número
de boletos asignados por la FIFA.
La FIFA espera que a este mundial acu-
dan unos 350 mil afcionados extranjeros.
Apenas en febrero pasado el organismo
admitió que habrá un défcit de por lo me-
nos 100 mil visitantes respecto de la cifra
alcanzada en Alemania 2006.
El secretario general de la federación, el
francés Jerome Valcke, precisó: “No quiero
atarme a una cifra, puede que sean poco
más o menos de 350 mil, pero no alcanzare-
mos los 450 mil de hace cuatro años”.
Por su parte, Hernández Delgado aclara
que de los 10 mil afcionados mexicanos que
viajarán a Sudáfrica no todos aseguraron
su asistencia a los tres partidos que sosten-
drá la selección. Sus rivales son Sudáfrica,
Francia y Uruguay.
“Hay gente que sólo acudirá a un juego
de la primera ronda (partido inaugural entre
Sudáfrica y México); otros más verán el se-
gundo partido, y hay quienes compraron el
paquete para los tres encuentros”, precisa.
El costo de los paquetes para viajar a
Sudáfrica es muy elevado, agrega el titular
de la AMAV, pero este hecho no tiene gran
importancia para los afcionados naciona-
les: “La crisis nunca se ha notado, y menos
para un mundial, Juegos Olímpicos o Súper
Bowl. Hace cuatro años también estába-
mos en crisis, pero debido a los precios
y la conectividad hubo gran asistencia al
campeonato. No es lo mismo ir a Alemania
abordaje!
¡Al
Fernando Gutiérrez Juárez
16

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 16 6/4/10 1:25 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
que a Sudáfrica. Al primer país se llega por
diferentes plazas y, desde el punto de vista
turístico, Europa resulta más atractivo que la
zona de Sudáfrica”, afrma el entrevistado.
Añade que muchos mexicanos asis-
tirán a Sudáfrica en plan aventurero: “No
llevan boletos para ingresar al estadio y
apuestan a conseguirlos más baratos en el
país sede. Otros viajan con la simple idea
de disfrutar el ambiente mundialista”.
–¿Qué tipo de paquetes preferen los
afcionados mexicanos?
–Muy diversos y van acordes con el
presupuesto de cada quien. Su costo os-
cila entre 9 mil y 23 mil dólares. A los que
estén por debajo de ese precio habría que
ponerles una alarma. Por ahí han aparecido
agencias que no están certifcadas y ofre-
cen paquetes económicos. El cliente debe
tomar todas las precauciones y exigir que
los boletos se los entreguen aquí.
Sin embargo, Mundomex, una opera-
dora mayorista y la única de México adhe-
rida al programa Hospitalidad, de la FIFA,
ofrece paquetes desde 5 mil 130 dólares
“con descuento de 25%”, según se lee en
desplegados en los medios de comunica-
ción. A decir de Hernández, se trata de los
últimos paquetes “y los están ofreciendo a
manera de remate”.
Fraudes
El presidente de la AMAV comenta
que está enterado de los anuncios di-
fundidos desde mediados de abril en
distintos medios de comunicación para
prevenir al público acerca de presuntos
abusos cometidos por la agencia Súper
Travel. En los mensajes se advierte que
esta empresa ha incurrido en conductas
deshonestas y fraudulentas.
Aunque rechaza que la asociación
que preside sea la responsable de estos
desplegados, Hernández Delgado reco-
noce: “Hemos mandado una alerta en
nuestra red de asociados, simplemente
para que se tenga cuidado. La gente
que recurra a Súper Travel debe tener
precaución. A nosotros no nos da mucha
confanza, y por eso hemos mandado la
advertencia. Esta agencia no pertenece a
la asociación, cuenta con sucursales en
toda la República. En la AMAV tenemos
nuestros fltros y por ello no cualquiera
puede entrar”.
–¿Han encontrado algo sospechoso en
esa agencia de viajes?
–Nos llama la atención el precio de
sus paquetes. Por otra parte, no es una
agencia autorizada por la FIFA. En Méxi-
co sólo hay tres que están certifcadas:
Mundomex, Cuevas Viajes Sports y Ne-
vada Tours, de Guadalajara.
–¿Cuánto cuesta un paquete para via-
jar a Sudáfrica?
–Entre 13 y 15 mil dólares, pero hay pa-
quetes de 20 mil dólares que te garantizan
la asistencia a tres juegos.
El pasado 28 de mayo, la Procuraduría
Federal del Consumidor (Profeco) envió un
comunicado de prensa en el que recomien-
da a los consumidores revisar minuciosa-
mente sus boletos para el mundial.
“La Federación Mexicana de Futbol
estima que más de 15 mil mexicanos asisti-
rán al Mundial de Sudáfrica 2010. El precio
de los paquetes oscila entre 6 mil y 15 mil
dólares e incluye viaje redondo, entradas,
hospedaje, transportación y seguro”, indi-
ca el boletín de la dependencia.
Y agrega: “Para prevenir la falsifcación
de boletos, la Federación Internacional de
Futbol Asociado y su agencia encargada
de la gestión de entradas, Match, adop-
taron la medida de imprimir las entradas
ofciales a unas semanas de que se inicie
el torneo. Por lo anterior, la Procuraduría
Federal del Consumidor recomienda en
su boletín electrónico Brújula de compra
a quienes hayan adquirido boletos para
asistir a esta justa deportiva que revisen los
elementos de seguridad, como el código
de barras y dos hologramas: uno con la
imagen del trofeo y otro con el logotipo de
la Copa del Mundo”.
La Profeco precisa que esta vez la FIFA
imprimió los boletos en amarillo, con el
logotipo de la Copa del Mundo y la fgura
en negro de un hombre ejecutando una
chilena sobre un mapa de la nación sudafri-
cana defnido con líneas de los colores de
la bandera del país anftrión.
Añade que los boletos son nominativos
“y, por tanto, intransferibles: para utilizarlos,
al ingresar al estadio el usuario debe presen-
tar además una identifcación ofcial (como
pasaporte) para comprobar su titularidad”.
En 2006 ocurrió la mayor “invasión”
de afcionados mexicanos a un evento
deportivo y las agencias de viajes se
vieron rebasadas por la afuencia de per-
sonas que deseaban acudir al mundial de
Alemania.
“En esa ocasión –relata Hernández
Delgado– había boletos para 20 mil mexi-
canos. Sin embargo, viajaron 40 mil al
haberse vendido dos veces los boletos. Es
decir que sólo 20 mil personas fueron con
boletos a la Copa del Mundo.
“Hubo un fraude muy grande porque los
boletos que se prometieron estaban ven-
didos a través de diferentes agencias y por
medio de una empresa llamada Ticket Com-
pany, de Houston, Texas, que tenía el mayor
número de entradas. Al fnal los boletos no
se entregaron y se enviaron a Alemania para
su reventa; ahí se generó el fraude. La FIFA
entregó los boletos a las federaciones y
éstas, a su vez, los comercializaron con las
agencias de viajes; en el caso de México,
también con Ticket Company”.
Sin embargo, “fueron muy pocos los
afcionados a los que les entregaron los
boletos, que de repente aparecieron en la
reventa. Las agencias de viajes tuvimos
que comprar dos veces los boletos: los
primeros se adquirieron a una tarifa normal,
y luego fuimos a Alemania a comprar para
entregárselos a nuestros clientes. Allá se
los entregamos porque no pudimos hacerlo
en México”.
En México, el caso de la reventa colocó
a las agencias de viajes contra la pared y
tuvieron que enfrentar casi 2 mil demandas
ante la Profeco.
“Probamos ante esa dependencia
que nosotros habíamos sido los primeros
defraudados. Ello ocasionó la quiebra de
varias agencias, entre ellas la más cono-
cida fue Eurovips. Ahora se han tomado
todas las medidas: se está solicitando que
los boletos se entreguen en México. Y las
agencias aseguran que ya tienen los bole-
tos disponibles”, sostiene el presidente de
AMAV. u
Pase a la fiesta
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
Sudáfrica 3.indd 17 6/4/10 1:25 PM
J
OHANNESBURGO.- “¡Sólo los
sangomas pueden salvar a los Ba-
fana Bafana!”
Algunos sudafricanos lo di-
cen en broma, pero muchos lo
exclaman por convicción; de-
pende de la clase social a la que per-
tenecen: mientras más humildes, más
convencidos.
Los sangomas son chamanes sudafri-
canos. Tienen mucho en común con sus
homólogos mexicanos. Curan la mente y
el cuerpo con muti, hierbas medicinales a
veces mezcladas con sustancias de ori-
gen animal, y también lo hacen comuni-
cándose con los ancestros.
Hay muti muy poderosos, que prote-
gen a los guerreros y multiplican sus fuer-
zas por diez. Estas hierbas son la última
esperanza de los aficionados de los Bafana
Bafana, consternados por la mala racha de
éstos. Muchos incluso piensan que fueron
víctimas de hechicerías y que necesitan un
exorcismo.
Científicos occidentales prestan una
atención cada vez más respetuosa a las
plantas medicinales africanas. A los mé-
dicos de la FIFA les preocupan tanto que
ANNE MARI E MERGI ER
también juega
la magia
Se pregonan como adivinos, curadores del mal de ojo e
intérpretes de los sueños. Pero son más que eso. Cada
día adquieren más importancia incluso como líderes
políticos, como depositarios de la cultura popular e in-
terlocutores de las autoridades locales y las ONG que
hacen trabajo social en África. Tanta importancia han
adquirido, que la máxima autoridad médica de la FIFA
se plegó a su presencia: brujos y chamanes, los san-
gomas, acompañarán a algunas oncenas africanas en
el mundial… y utilizarán la magia que conocen en for-
ma de plantas y brebajes.
18

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 18 6/4/10 1:26 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
organizaron un debate sobre el tema duran-
te la tercera Conferencia Internacional de la
Medicina del Futbol que se realizó el 20 y el
21 de febrero pasados en Sun City, un lujoso
centro recreativo cerca de Johannesburgo.
El cónclave reunió a unos 300 médicos
del deporte y fisioterapeutas internaciona-
les, entre los que se encontraban los mé-
dicos de los 32 equipos participantes en el
mundial de 2010.
Muy pronto les llovieron preguntas y alu-
siones descorteses a los galenos de los seis
equipos del continente anfitrión: Sudáfrica,
Argelia, Camerún, Costa de Marfil, Nige-
ria y Ghana. Se habló de brujos, marabuts,
amuletos, “ritos primitivos” y, sobre todo, de
“pociones mágicas” a base de hierbas des-
conocidas… Michel d’Hooghe, presidente
de la Comisión Médica de la FIFA, sintetizó
esa inquietud: 
“Nos alarma el hecho de no saber nada
sobre todos estos productos. Nos pregun-
tamos si no contienen sustancias dopantes
indetectables. Si nos es imposible controlar
estas hierbas, no podremos ufanarnos de
tener bajo control toda la medicación del
futbol.”
Las discusiones fueron acaloradas.
Exasperado, Ntlopi Mogoru, médico de los
Bafana Bafana, decidió echarle leña al fue-
go. Admitió: “Ciertas plantas que crecen en
Ghana pueden asemejarse a esteroides y,
efectivamente, son indetectables”.
En semejante contexto, la decisión final
de d’Hooghe dejó estupefactos a los repre-
sentantes de países no africanos. El alto
funcionario de la FIFA optó finalmente por
respetar a las culturas autóctonas. Aprobó
la presencia de sangomas entre los equipos
médicos africanos y el uso del muti. No puso
reparos a que los jugadores se comunicaran
con sus ancestros antes de enfrentar a sus
adversarios. Sólo apeló, en forma solemne,
a la responsabilidad y a la conciencia de los
médicos africanos.
La batalla sobrenatural
¿Fue embrujado Michel d’Hooghe?  ¿Reci-
bió instrucciones de Joseph Blatter? ¿Temió
ser acusado de racismo o de discriminación
en un país aún traumado por el apartheid?
Es un misterio...
Sisi Mabaso se ríe a carcajadas cuan-
do se entera de los temores de los médicos
blancos y del repentino cambio de actitud
del presidente de la Comisión Médica de la
FIFA. Para ella no cabe la menor duda: fue
una buena jugada de los ancestros…
Sisi Mabaso es una sangoma respetada
del Kwa Mai Mai Market.
Ubicar al Mai Mai no es fácil. Visitarlo
tampoco, y comunicarse realmente con los
sangomas es aun más arduo. Pero gracias a
nuestro guía zulú las puertas se abren poco
a poco.
Mai es una palabra swahili –idioma ha-
blado en Tanzania y Kenia– que significa
agua, pero en el sentido figurado se refiere a
la protección invisible de los guerreros con-
tra las armas de sus enemigos.
El Kwa Mai Mai Market es un universo
secreto, pobre y fascinante ubicado en una
zona tétrica al sur del centro histórico de Jo-
hannesburgo. Se esconde bajo puentes de
concreto donde convergen vías rápidas y
está rodeado de terrenos baldíos. Ahí sobre-
vive gente sin techo.
Un centenar de tiendas rudimentarias,
todas iguales con sus muros de ladrillos y
sus techos de lámina ondulada, se alinean a
lo largo de dos callejones rectos. El mercado
está separado de su entorno por altos muros
y tiene vigilancia en la entrada. Cada local
cuenta con rejas externas, pero los de los
sangomas parecen fortalezas porque tam-
bién tienen rejas adentro.
Lo que da un aspecto alucinante al lu-
gar no es su arquitectura humilde, típica de
los townships negros, sino lo que cuelga en
las fachadas de muchas tiendas y lo que se
amontona dentro y fuera de los locales: pilas
de pieles de tigres, leopardos, gatos salva-
jes y cabras; esqueletos de todo tamaño (de
aves, vacas y borregos); increíbles ramos de
plumas multicolores; lagartos gigantescos
que se van secando, tambores, flechas, es-
cudos, bastones pintados o cubiertos de per-
las; misteriosas raíces de distintos árboles…
Las tiendas de los sangomas están ati-
borradas. Decenas de frascos llenos de
hierbas, conchas, insectos resecos, huesos,
dientes, piel de serpiente, polvos y granos
se amontonan en estantes polvosos al lado
de misteriosos utensilios rituales de madera
o cubiertos con perlitas multicolores, cala-
bazas, adornos y ropa de ceremonia. Colas
de animales cuelgan de los techos junto con
cinturones, amuletos, escobitas, telarañas y
cuerdas.
Un olor extraño se infiltra en cada poro
del visitante. No es desagradable: es indefi-
nible, igual que la fuerza emanada de estos
tenderetes, de la mirada de los sangomas,
de todo ese mundo arraigado en lo más hon-
do de la cultura africana.
Para recorrer el Mai Mai y tomar algu-
nas fotos es preciso ser presentado con
su administrador en forma ceremoniosa.
Luego Bheki, el guía, nos lleva con un san-
goma que sólo habla zulú y se muestra
poco cooperativo. Bheki insiste. El sango-
ma cierra los ojos y se hunde en una larga
meditación. Abre de nuevo los ojos y se
disculpa: desde el más allá los ancestros
dieron a entender que no lo autorizaban a
conversar con forasteros.
En el tenderete contiguo nos atiende una
A
l
e
x
e
i

V
a
s
s
i
l
i
e
v

SUPLEMENTO #3
19
Sudáfrica 3.indd 19 6/4/10 1:26 PM
sangoma fornida y risueña que también pide
permiso a los ancestros para hablar con no-
sotros. Pero se topa con la misma negativa.
Todo cambia con Sisi Mabaso. Es la inter-
locutora que los ancestros escogieron para
hablar con la reportera. Resulta ser una con-
versadora inagotable, pero se vuelve enigmá-
tica cuando se le pregunta sobre el destino
de los Bafana Bafana en el torneo de futbol:
“Si los ancestros así lo deciden, los Ba-
fana Bafana nos sorprenderán. A pesar de
todas las críticas, los muchachos tienen a
todo un pueblo a su lado. Somos una fuente
inagotable de energía para ellos. Además,
sus sangomas les dan cuidados especiales.”
Cuando se le pide mayor precisión, su
rostro se ilumina y sus ojos miran fijamente
un plato de peltre lleno de trozos de corte-
za de árbol. “Imphepho”, dice. Y entonces
cuenta:
“Se hierve el imphepho en agua y se to-
ma como té. Provoca violentos vómitos que
liberan y fortalecen el organismo y la mente.
También se debe untar todo el cuerpo con
esa agua de imphepho para volverse invul-
nerable. Es una de las armas secretas de los
Bafana Bafana.”
Truena su risa. No se sabe si se burla o
dice la verdad. ¿Tiene importancia? El par-
tido que más le preocupa a Sisi Mabaso es
el del 11 de junio contra el Tricolor. Como
quien no quiere la cosa, pregunta si hay
sangomas en México. La reportera le habla
de los poderosos brujos de Oaxaca, de la
cultura de los huicholes.
Sisi se ve muy asombrada cuando se en-
tera de que ningún chamán mexicano hará
el viaje a Sudáfrica para proteger y fortalecer
al equipo nacional. Riéndose, empieza a so-
ñar en voz alta con el partido inaugural entre
los Bafana Bafana y el Tri, convertido en una
justa mágica entre sangomas y brujos de
Oaxaca. “Hay demasiado materialismo en la
FIFA, en el equipo mexicano y en el mundo
en general”, concluye filosóficamente.
Mediación social
Es para protegerse de la influencia occi-
dental que gran parte de la población negra
sudafricana vive apegada a sus tradiciones.
Los sangomas siguen desempeñando un
papel muy importante en sus comunidades
rurales y, aunque en menor medida, en los
townships sobrepoblados que rodean las
grandes urbes.
La mayoría de los sangomas son muje-
res. Los ancestros las eligen desde el más
allá. Violentos dolores físicos o tormentos
mentales recaen sobre las futuras sango-
mas, que se enteran así de su misión. Tienen
que obedecer. Consultan a una sangoma
consagrada y luego empieza su iniciación,
que puede durar varios años. Ritos con sa-
crificio de animales y aspersiones de sangre
caracterizan las distintas etapas de la inicia-
ción y la coronación final.
Las sangomas viven en contacto perma-
nente con los ancestros, que las guían para
cumplir sus múltiples misiones. Son, antes
que todo, curanderas y tienen un amplio
conocimiento de las hierbas medicinales.
Sisi Mabaso insiste en que la medicina
africana no disocia el cuerpo de la mente
y considera cualquier dolor físico como
un grito del alma. Los sangomas siempre
atienden al mismo tiempo el cuerpo y el
espíritu y se dicen capaces de apaciguar
tormentos espirituales, angustias, miedos
y demás torturas psíquicas.
Poseen dones adivinatorios, pueden
contrarrestar brujerías y mal de ojo, en-
cuentran ganado extraviado y objetos per-
didos, interpretan los sueños. El respeto y
la confianza que inspira su conocimiento
profundo de las relaciones humanas les
permite intervenir en la vida política y so-
cial de las comunidades: actúan como
mediadoras para resolver pleitos entre
aldeanos y vecinos, reconcilian a parejas,
padres e hijos y hermanos, aconsejan a
los líderes del pueblo, y cuando surgen
hostilidades negocian acuerdos de paz
con sus colegas de otras aldeas.
De hecho, las sangomas son in-
terlocutoras de primer orden con las
autoridades locales y las ONG que se in-
volucran en el trabajo social, y participan
cada vez más en las campañas contra el
sida, un mal que causa grandes estra-
gos en Sudáfrica.
Por si eso fuera poco, son deposita-
rias de la cosmología y de los mitos de
su cultura, que perpetúan contando las
leyendas y la historia de los distintos
pueblos que conforman el rico mosaico
cultural sudafricano.
Como en todas partes, aquí hay
charlatanes. Los tabloides del país apro-
vechan con morbo las historias de falsos
sangomas o, peor, de violadores disfra-
zados de brujos. Pero estos delincuentes
no afectan la reputación de los sangomas
y, si bien sólo una parte de la población
negra los consulta, todos creen en su
fuerza y los consideran parte vital de su
identidad.
Hay sangomas en todo el continen-
te africano. Se llaman bangaga en lengua
lingala del Congo, waganga wa kenyeji en
swahili, idioma de Tanzania, ling’aka en shi-
zoli, lengua de Zambia, Abapfumu en idio-
mas kinyarwanda de Ruanda y kirundi de
Burundi, bayé foué en baoulé, lengua de
Costa de Marfil… En cada país tienen un
nombre distinto, pero cumplen las mis-
mas funciones.
Quizá Michel d’Hooghe, el muy car-
tesiano presidente belga de la Comisión
Médica de la FIFA, terminó por entender
la importancia de estos magos. ¿O real-
mente lo iluminaron los ancestros convo-
cados por los sangomas de los Bafana
Bafana? u
SU DA FRI CA 2 0 10
“Sangoma” del Kwa Mai Mai Market
Alexei Vassiliev
20

SUPLEMENTO #3

Sudáfrica 3.indd 20 6/4/10 1:26 PM
ANNE MARI E MERGI ER
de las “vuvuzelas”
Los equipos que competirán en el Mundial, así
como los millones de espectadores extranjeros,
tendrán que llegar armados con tapones para los
oídos si no quieren exponerse a lesiones audi-
tivas. Pese a las protestas y ruegos de diversas
naciones, la FIFA se negó a prohibir el uso de
las vuvuzelas, trompetones que los sudafricanos
hacen sonar durante los partidos. Las conside-
ran parte de la cultura futbolística local.
J
OHANNESBURGO.- Los presi-
dentes de la FIFA y de Sudáfrica,
Joseph Blatter y Jacob Zuma, res-
pectivamente, al igual que el ex-
mandatario Thabo Mbeki, hicieron
la misma apuesta: lograr que el
mundial de 2010 sea el más festivo de toda
la historia del futbol.
Ninguno de los tres, sin embargo, tenía
previsto que se convertiría en uno de los más
controvertidos.
Las polémicas empezaron a desatarse
hace 10 años, en 2000, cuando Alemania
arrebató la sede del evento planetario a la
Nación del Arco Iris.
Todo ocurrió en el muy cerrado cenáculo
del comité ejecutivo de la FIFA, que cuenta
La guerra
A
P

p
h
o
t
o

/
D
e
n
i
s

F
a
r
r
e
l
l

SUPLEMENTO #3
21
Sudáfrica 3.indd 21 6/4/10 1:26 PM
con 24 miembros. Alemania había reunido 12
votos a su favor; Sudáfrica estaba convencida
de que iba a lograr el mismo resultado, y Blatter
se aprestaba a resolver el empate pronuncián-
dose a favor de la Nación del Arco Iris. Pero
el neozelandés Charles Dempsey no cumplió
con el mandato que le habían confiado las fe-
deraciones de futbol de la zona de Oceanía. Se
abstuvo en lugar de dar su voto a Sudáfrica.
El triunfo cuestionable de Alemania sa-
cudió al mundo internacional del futbol. La
reacción del presidente de la FIFA no se hizo
esperar: organizó un sistema de rotación de
continentes y decidió que le tocaría turno a
África en 2010.
La victoria de la candidatura sudafrica-
na contra la de Marruecos el 15 de junio de
2004 no fue fácil y volvió a provocar un sin-
número de polémicas en el país y entre éste
y el resto del mundo.
Algunas son muy serias, otras no tan-
to; algunas parecen casi surrealistas; todas
apasionan a los sudafricanos, que las viven
a flor de piel.
Entre las más divertidas destaca la “gue-
rra de las vuvuzelas”. Opone a Sudáfrica y
a los equipos de futbol que participan en el
mundial. Ya hizo correr muchísima tinta y
amenaza con seguir siendo tema de bromas
y fricciones a lo largo del certamen.
La vuvuzela, una trompeta multicolor de
plástico que mide 62 centímetros de largo,
es parte integrante de la cultura futbolística
sudafricana.
Apareció en los estadios del país a finales
de los noventa e hizo la fortuna de la empresa
Masincedane Sport, que tiene el monopolio de
su fabricación. La vuvuzela no nació de la na-
da. Tiene un ancestro que se llama ixilongo en
zulú o mhalamhala en lengua tshivenda: se tra-
ta de una trompeta primitiva que suele tocarse
en los pueblos para juntar a los aldeanos.
El origen de la palabra vuvuzela es con-
fuso. Algunos de sus exégetas mencionan
una palabra zulú que significa “hacer ruido”,
otros se refieren a un término coloquial que
significa “ducha”, en clara alusión al diluvio
cacofónico que se abate sobre los estadios
cuando el público la toca.
De hecho nadie puede explicar cómo los
aficionados de futbol sacan sonidos de un
instrumento tan rudimentario y, sobre todo,
cómo logran la proeza de tocarlo durante
horas alcanzando niveles de frenesí cuando
se marca un gol.
Sea como sea, las vuvuzelas aterran a los
equipos de los 31 países que se aprestan a
llegar a Sudáfrica. Las malas lenguas insinúan
que es el arma secreta de los Bafana Bafa-
na, el equipo anfitrión. Algunos entrenadores
comparan su sonido a bramidos de miles de
elefantes enloquecidos; otros, a zumbidos de
millones de abejas agresivas. Todos hicieron
lo imposible para convencer a la FIFA de que
prohibiera las vuvuzelas en los estadios.
Los futbolistas extranjeros que expe-
rimentaron una inmersión de dos horas en
un estadio hundido en el mundo sonoro de
las vuvuzelas fueron categóricos: nunca pu-
dieron comunicarse entre sí ni oír las voci-
feraciones de sus entrenadores, sin hablar
de sus esfuerzos desesperados para con-
centrarse. El equipo japonés rogó que se
renunciara a las vuvuzelas. Los españoles y
holandeses se solidarizaron con él. En vano.
Asociaciones de periodistas de radio y
televisión temerosos de que el ruido ensorde-
cedor de las vuvuzelas perturbe la retransmi-
sión de los partidos se unieron a la súplica de
los futbolistas. Sin más éxito.
Joseph Blatter se mostró inflexible. “Los
sudafricanos vivirían la prohibición de las
vuvuzelas como una afrenta”, protestó en-
fáticamente antes de exclamar: “¡Estamos
en África! ¡Es ruidoso! ¡Es energía pura! ¡Es
música! ¡Es ritmo!”. 
Columnistas de diarios sudafricanos
denunciaron la “intolerancia” internacio-
nal; unos cuantos hablaron de “racismo”.
Un editorialista del matutino Mail & Guar-
dian  precisó: “Me importa destacar que no
tocamos vuvuzelas porque somos africanos.
La tocamos porque su ruido creativo nos
asegura un fantástico brote de adrenalina”.
Se apagó la controversia. Pero la edición
del pasado mes de abril de la muy respetada
South African Medical Journal, revista de la
Asociación de Médicos de Sudáfrica, relan-
zó el debate con la publicación de un estudio
científico sobre los daños físicos que pue-
de causar el ruido conjugado de los gritos,
aplausos y el sonido de las vuvuzelas.
Sus autores, los doctores Dewet Swane-
poel y James Hall, examinaron a adultos
que acababan de asistir a un partido de fut-
bol en un estadio donde la mayoría de los
30 mil espectadores tocaba vuvuzelas. Tras
comprobar que la intensidad del ruido a la
que fueron expuestos oscilaba entre 100.5
y 144.2 decibeles, confirmaron que todos
sufrían una disminución temporal pero signi-
ficativa de su capacidad auditiva. Advirtieron
que exposiciones seguidas a ruidos tan in-
tensos podían causar lesiones permanentes.
Los partidos del mundial se celebrarán en
estadios que pueden admitir hasta 90 mil es-
pectadores, lo que multiplica el nivel de decibe-
les al que será sometido el público. Swanepoel
y Hall insisten en que la ley laboral sudafricana
exige protección auditiva para los trabajadores
expuestos a más de 85 decibeles y exhortan a
los miles de aficionados internacionales a llegar
a Sudáfrica armados contra el ruido.
De inmediato, varias fábricas locales
de tapones para los oídos anunciaron que
están aumentado su producción, a precios
competitivos.
Y Y Y
La ceremonia de apertura del mundial 2010,
que se efectuará en el estadio de Orlando de
Soweto el 10 de junio, en la víspera del partido
inaugural entre México y los Bafana Bafana,
fue otra fuente de discordia, esta vez entre la
FIFA y los músicos de la Nación del Arco Iris.
Por increíble que parezca, la FIFA progra-
mó sola ese espectáculo de tres horas que
verán millones de televidentes en el mundo.
Contrató a la empresa californiana Control
Room, dirigida por Kevin Wall, que se apu-
ró en solicitar la participación de estrellas in-
ternacionales como la colombiana Shakira;
los estadunidenses Black Eyed Peas, John
Legend y Alicia Keys; los artistas Amadou &
Mariam, de Mali, y Angelique Kidjo, de Benín.
Control Room seleccionó solamente a
dos grupos de afro rock y pop sudafricanos,
The Parlotones y BLK JKS, así como al can-
tante Vusi Mahlasela, tan conocido por su
talento como por su compromiso en la lucha
contra el apartheid.
La FIFA dio a conocer su programa a
finales de marzo, y su desdén hacia los ar-
tistas de Sudáfrica provocó un auténtico
electrochoque en el país.
Es difícil imaginar una nación con más
creatividad musical que Sudáfrica: todos
los estilos conocidos en el mundo vibran en
ese país multicultural que desempeñó un
papel importante en la historia mundial del
jazz, cuyos gospels son inolvidables, que
cuenta con un repertorio estremecedor de
canciones de lucha y dolor inspiradas por
el apartheid, que inventa músicas urbanas
“Vuvuzelas”. Polémica de muchos decibeles
A
l
e
x
e
i

V
a
s
s
i
l
i
e
v
Sudáfrica 3.indd 22 6/4/10 1:26 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
contemporáneas sumamente audaces, revi-
sita salsa y reggae, integra y reinventa melo-
días de su comunidad india o asiática…
Festivales musicales del mundo se dis-
putan artistas como Mahotella Queens, Soul
Brothers, Ringo Madlingozi, PJPowers, o
nuevas estrellas de rap como Tumi and the
Volume, de hip-hop como el grupo afrikaner
Die Antwoorp. La lista se halla lejos de ser
exhaustiva.
Marjorie Jobson, presidenta de la
ONG Kulhumani, presentó a la reportera a
François Leroux, un compositor afrikaner
fuera de lo común, cuya canción Her Time
Has Come (Llegó su hora) es una auténtica
sinfonía, a la vez delicada y apasionada, que
rinde homenaje a los sufrimientos de África y
celebra la vitalidad y las esperanzas de ese
continente demasiado desconocido.
Leroux contaba con el apoyo de auto-
ridades culturales sudafricanas según las
cuales Her Time Has Come hubiera podido
convertirse en himno del mundial. Fue igno-
rado por Control Room.
Muy independiente, el joven músico no
se dejó afectar por el rechazo. Pero no fue el
caso de los demás artistas sudafricanos que
desenterraron el hacha de guerra. Encabezó la
insurrección Mabutho Sithole, presidente de la
Creative Workers’ Union of SA, quien solicitó el
apoyo de Lulu Xingwana, ministra de Cultura.
El pasado 14 de abril, Sithole y Xingwana
discutieron durante horas con Danny Jordaan,
presidente del Comité Nacional de Organi-
zación del mundial, y un enviado especial de
la FIFA que llegó de Zurich para esa cita.
Salieron medianamente satisfechos del
encuentro. Obligaron a Control Room a incluir
más artistas sudafricanos en el espectáculo
del 10 de junio y a coordinarse con la Asocia-
ción de Promotores de la Música Sudafricana.
La ministra de Cultura anunció además que
artistas sudafricanos animarían eventos cultu-
rales en parques y en plazas donde el público
seguirá los partidos en grandes pantallas.
“Es aberrante que tengamos que luchar
tanto para que el mundial sirva de vitrina a
los talentos que pululan en nuestro país –se
indignó Mabutho Sinthole–. No tenemos
nada en contra de las estrellas extranjeras,
pero nos hubiera parecido más equilibrado
si la fiesta más grande jamás organizada en
África hubiera contado con 50% de cantan-
tes sudafricanos, 30% de africanos y 20%
del resto del mundo.” 
El mismo 14 de abril, la South African
Broadcasting Corporation (SABC, equiva-
lente sudafricano de la BBC británica) anun-
ció que 85% de la música que difundirán sus
15 radioemisoras desde el 1 de mayo hasta
finales de julio será sudafricana y que el 15%
restante será africano.
“Así quizás los visitantes extranjeros
tendrán la oportunidad de descubrir nuestro
extraordinario patrimonio musical”, comentó
Kaizer Kganyago, vocero de la SABC, con
una ironía un tanto amarga.
El pasado 5 de mayo los artistas suda-
fricanos volvieron a desenterrar el hacha de
guerra contra la FIFA al enterarse de las nue-
vas iniciativas adoptadas por Control Room.
La empresa californiana anunció que acaba-
ba de contratar al cantante colombiano Jua-
nes, a Tinariwen, un grupo tuareg de Mali,
y a K’naan, un artista hip-hop canadiense
oriundo de Somalia, para la gran fiesta del
próximo 10 de junio.
Se apresuró a destacar que había inclui-
do a más artistas sudafricanos. Mencionó a
dos coros, el Mzansi Youth Choir y el Soweto
Gospel Choir, Freshyground –una banda de
músicos que mezcla ritmos africanos tradi-
cionales con jazz, blues y rock–, y al famosí-
simo jazzista Hugh Masekela.
Oupa Legogo, vocero del Sindicato de los
Creadores de Sudáfrica, y el renombrado poeta
Mzwakhe Mbuli manifestaron abiertamente su
enojo. Afirmó el segundo: “Los artistas están
profundamente desilusionados e indignados.
Fueron burlados, manipulados y engañados.
Los organizadores no tomaron en cuenta lo que
se había decidido hace tres semanas”. Legogo
advirtió por su parte que los músicos y cantan-
tes sudafricanos no se daban por vencidos…
Y Y Y
A lo largo de los seis últimos años, las pa-
téticas presentaciones del equipo nacional
sudafricano no han dejado de provocar po-
lémicas acaloradas, indignación y pitorreos
vitriólicos. Los Bafana Bafana ocupan actual-
mente el peor lugar de todas las selecciones
africanas clasificadas por la FIFA. ¡Tan lejano
parece el glorioso título de Campeón de la
Copa de las Naciones Africanas que arran-
caron al equipo de Túnez en 1996, en Johan-
nesburgo, ante un público delirante de 80 mil
aficionados!
La bajada al infierno de los Bafana Bafana
fue progresiva e irremediable. El equipo em-
pezó a tocar fondo en 2006 en Egipto, duran-
te la Copa Africana de las Naciones. Perdió
los tres partidos que jugó, no marcó un solo
gol y se regresó avergonzado a Sudáfrica.
La South African Futbol Association
(SAFA) contrató al renombrado entrenador
brasileño Carlos Alberto Parreira. Mejoró un
poco el juego de los Bafana Bafana y renació
la esperanza. Pero el destino se ensañó con
el equipo. De un día a otro, Parreira renunció
a su misión salvadora y regresó a Brasil para
estar a la cabecera de su esposa enferma de
cáncer. Fue reemplazado por otro entrena-
dor brasileño, Joel Santana, que no logró la
selección de los Bafana Bafana para la Copa
Africana de las Naciones 2010.
Llovieron reproches y vituperios sobre el
brasileño, quien empezó a vivir un auténtico
viacrucis. Los Bafana Bafana perdieron ocho
de los nueve partidos internacionales que
disputaron y acabaron en el lugar 85 de la
clasificación de la FIFA.
El escándalo fue nacional, y absoluta la
desesperanza de la SAFA, que despidió a
Santana en octubre de 2009 y rogó a Carlos
Parreira reintegrarse a su puesto, mientras
que la opinión pública exacerbada por los
reporteros de deportes reclamaba un direc-
tor técnico sudafricano.
Regresó Parreira. Siguieron el escepti-
cismo nacional y las polémicas. En marzo
pasado el entrenador se llevó a los Bafana
Bafana a Brasil y luego a Alemania para que
experimentaran una atmósfera más serena y
se enfrentaran con equipos internacionales.
En vísperas del primer partido de la con-
tienda, los sudafricanos, tan prontos a entu-
siasmarse como a enojarse, ya no saben ni
qué pensar. Pero muchos tienen ganas locas
de soñar con un milagro.
El presidente Jacob Zuma se convirtió en
fan de los angustiados Bafana Bafana. Sa-
le por todas partes enarbolando camisetas
y bufandas de la selección nacional. Busca
galvanizar a sus compatriotas instándolos a
ponerse una vez a la semana alguna prenda
que aluda al mundial. Presiona para que las
ciudades estén adornadas con banderas y
Mahotella Queens. Marginados
h
t
t
p
:
/
/
e
n
.
w
i
k
i
p
e
d
i
a
.
o
r
g
/
w
i
k
i
/
M
a
h
o
t
e
l
l
a
_
Q
u
e
e
n
s

SUPLEMENTO #3
23
Sudáfrica 3.indd 23 6/4/10 1:26 PM
SU DA FRI CA 2 0 10
símbolos de la contienda. Pide que los auto-
movilistas hagan lo mismo con sus coches…
Los Springboks, equipo nacional de rug-
by que triunfó en el Campeonato Mundial
de 1995, y la Unión Sudafricana de Rugby
manifestaron públicamente su solidaridad
incondicional con los Bafana Bafana.
El hecho, normal en cualquier otro país,
merece ser subrayado. La victoria de 1995
de los Springboks –plasmada en la película
Invictus, dirigida por Clint Eastwood– fue un
momento intenso de unidad nacional, pero
no rompió con la división racial que existe en
el deporte sudafricano: el rugby sigue atra-
yendo sobre todo a los blancos, en particu-
lar a los afrikaners; el futbol, a los negros; el
crícket, a sudafricanos de origen británico,
y el golf, a la élite económica blanca, negra,
mestiza e india.
En un gesto de conciliación, el pasado
22 de abril Mandla Mazibuko, vicepresidente
de la SAFA, anunció que nombraría al suce-
sor de Parreira antes del primer partido del
mundial, y prometió que sería sudafricano.
No apaciguó los ánimos. Exjugadores
del mítico equipo Bafana Bafana de 1996
siguieron criticando vehementemente a la
SAFA y explicaron que se encargarían per-
sonalmente de detectar nuevos talentos su-
dafricanos para el mundial de 2014.
Encabezados por Shaun Bartlett, uno de
los dos mejores goleadores de Sudáfrica,
anunciaron que se aprestaban a abrir tres
campos de entrenamiento para jóvenes fut-
bolistas y que contaban con el apoyo eco-
nómico de la empresa Nike, que ya invirtió 2
millones de dólares en su proyecto.
Y Y Y
La venta de boletos es otro tema de aguda
controversia. La FIFA y las autoridades sudafri-
canas esperaban atraer a 450 mil aficionados
del mundo entero y contaban esencialmente
con el público europeo. Pero a mediados de
abril sólo contabilizaban 228 mil 500, según
explicó la firma de auditoría Grant Thornton
International Business Consultants.
Son dos las principales causas de esa
falta de entusiasmo internacional: la tasa
de criminalidad y delincuencia en Sudáfrica
sigue siendo una de las más altas del mun-
do, por un lado; y por otro, los altos costos
del viaje, de los boletos y de la estadía en la
Nación del Arco Iris son disuasivos en plena
crisis económica planetaria.
El sistema de venta de “paquetes del
mundial”, exclusivamente electrónico, pena-
lizó además a miles de aficionados de toda
África, donde el uso de tarjeta de crédito es
muy limitado. Los analistas de Gran Thorn-
ton afirman que alrededor de 50 mil africanos
tenían previsto asistir a la Copa del Mundo,
pero que hasta mediados de abril sólo 11 mil
300 habían comprado sus boletos. Esa cifra,
si se mantiene, amenaza con desacreditar a
Joseph Blatter. ¿Cómo podrá enorgullecer-
se de ese primer mundial de África si sólo
2% del público es oriundo del continente?
Las críticas de la prensa africana se hi-
cieron tan numerosas y acerbas que obli-
garon a la FIFA a repensar sus canales de
distribución de boletos. Estaría ahora dis-
puesta a crear mecanismos de venta directa
en países africanos y a bajar los precios.
La FIFA ensayó su nueva estrategia en
varias ciudades sudafricanas en las que pu-
so 500 mil boletos a la venta. En Johannes-
burgo y Ciudad del Cabo casi se armaron
motines cuando falló el sistema de compu-
tación. Un hombre de 64 años falleció en
medio de empujones. Pero la situación se
normalizó y 180 mil boletos fueron vendidos
en seis días, entre los cuales hubo 300 para
el partido inaugural del 11 de junio.
Y Y Y
¿Serán o no serán rentables las inversiones
colosales del gobierno de Sudáfrica en la in-
fraestructura del mundial? ¿Necesitaba real-
mente tener nueve estadios ultramodernos
ese país que carece cruelmente de vivien-
das, escuelas y hospitales?
El debate sacude a la nación desde que
Sudáfrica fue designada sede de la contien-
da. Expertos reciben constantemente infor-
mes contradictorios.
El presidente Jacob Zuma no quiere oír
hablar de cuentas mezquinas y no se cansa
de repetir que el mundial es “una oportuni-
dad única de dar a conocer la diversidad y
el potencial de Sudáfrica a todo el planeta”.
Danny Jordaan, presidente el Comité Na-
cional de Organización del Mundial, va más
lejos y compara sin parpadear el impacto de
la celebración del mundial con el de la libe-
ración de Nelson Mandela el 11 de febrero
de 1990. Ambos recalcan que la ampliación
del aeropuerto OR Tambo de Johannesbur-
go y la modernización de numerosas obras
de infraestructura en el país acelerarán su
integración al mundo globalizado.
El costo del evento es impresionante:
En 2007 el gobierno sudafricano presentó
un presupuesto de 17 mil millones 400 mil
rands (un dólar equivale a 7.5 rands). Ya con
el mundial en puerta, tuvo que reconocer
que se había gastado casi el doble: 30 mil
millones 300 mil rands, suma a la que hay
que agregar los 9 mil millones de rands des-
embolsados por las ciudades y las provin-
cias que acogen a los partidos.
Los analistas de Grant Thornton Inter-
national Business Consultants aseguran
que el turismo y los gastos multimillonarios
de la FIFA en Sudáfrica tendrán un impacto
positivo de medio punto sobre la tasa de
crecimiento del país en 2010, que pasará
de 2% a 2.5%.
Mucho menos optimistas son los ex-
pertos del Bank of America Merrill Lynch.
Afirman categóricamente que los efectos
macroeconómicos del mundial no estarán a
la altura de las esperanzas sudafricanas.
Con base en un estudio de las repercu-
siones del mundial sobre la economía de los
países anfitriones en los 40 últimos años,
confirman que su PIB creció menos el año
en que acogieron el certamen. Argentina en
1978 y México en 1986 sufrieron inclusive
una recesión de -3%.
Aconsejan analizar con prudencia el
auge de consumo que generará el mundial
en toda la nación: “En Sudáfrica ese auge
no beneficiará tanto como se puede creer a
las industrias locales, ya que la mitad de los
productos comprados para el mundial son
importados”. 
El gobierno de Zuma no comentó el in-
forme que, en cambio, llamó la atención de
columnistas de la prensa sudafricana. Su
conclusión fue lacónica: el futbol se parece
a la economía. Una mayoría de individuos
asiste al espectáculo, pero sólo una minoría
de comerciantes e industriales percibe los
dividendos… u
Boletos. Pocos para los de casa
A
P

p
h
o
t
o

/
T
h
e
m
b
a

H
a
d
e
b
e
Sudáfrica 3.indd 24 6/4/10 1:26 PM
ANNE MARIE MERGIER
P
ARÍS.- Yussef Benderbal se ve
todavía bastante tenso. Comenta:
“Nunca pensamos que los
israelíes iban a disparar con-
tra civiles. Nos imaginamos
que iban a querer inmovilizar-
nos en las aguas territoriales
de Gaza el lunes 31 de mayo por la maña-
na. En el peor de los casos temíamos que
dispararan contra nuestros barcos para da-
ñarlos y obligarnos a la retirada, como lo
hicieron en otras ocasiones. Pero nunca
nos pasó por la mente que podían lanzar
un ataque de tal violencia en aguas inter-
nacionales”.
Benderbal, responsable de comunica-
ción del Comité de Beneficiencia y So-
corro a los Palestinos (CBSP), una ONG
¡We are
pacifists!
“Todo sucedió muy rápido.
Estábamos en el buque tur-
co en que nueve personas
perdieron la vida... Se es-
cucharon disparos... El
primer soldado hebreo que
vi del comando Sayeret 13
vestía totalmente de ne-
gro, su rostro cubierto con
un pasamontañas negro,
cargando todo un arsenal:
metralleta, flash ball, bom-
ba de gas...”
¡We are pacifists!,
A
P

p
h
o
t
o

/

U
r
i
e
l

S
i
n
a
i
40

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010


Bloqueo.indd 40 6/4/10 3:04 AM
francesa que lleva 20 años ayudando a so-
brevivir a la muy golpeada población de
Gaza y a la de Cisjordania; viajaba en uno
de los barcos de la Flotilla de la Libertad
que fue asaltada por el comando de élite
israelí Sayeret 13 en la madrugada del 31
de mayo. Él continúa relatando:
“Yo estaba en el Spendova, barco grie-
go de pasajeros en el que viajaban otros
cinco compañeros del CBSP y la llamada
delegación VIP (Very Important People),
entre los cuales se encontraba Edward L.
Peck, exembajador de Estados Unidos,
que se desempeñó también como direc-
tor del grupo de trabajo de la Casa Blanca
sobre terrorismo durante la presidencia de
Ronald Reagan.
“En la noche del 30 de mayo los is-
raelíes nos contactaron y nos dijeron: ‘No
avancen más. Si lo intentan, vamos a im-
pedírselos’. Navegábamos en aguas in-
ternacionales. Por supuesto que ningún
barco aceptó retroceder. Continuamos na-
vegando. Se cortó toda comunicación con
los israelíes.”
Yussef Benderbal se quedó un rato en
el puente del navío. Luego bajó al come-
dor que se había convertido en sala de re-
uniones. Muchas personas dormían en el
piso. “No se trataba de un lindo crucero”,
precisa esbozando una sonrisa cansada.
Prosigue su relato:
“De repente, a las cuatro y pico de la
madrugada me inquieté. Volví a subir al
puente. Me encontré con Ahmed Umi-
mum, compañero del CBSP. Me dijo con
una voz extraña: ‘Mira, ya llegaron. Van
a asaltar al Mavi Marmara’. De inmedia-
to todo sucedió muy rápido. Estábamos
cerca de ese buque turco en el cual nue-
ve personas perdieron la vida y decenas
resultaron heridas. Se veía relativamente
iluminado. Logramos ver un helicóptero,
luego otro. Por todos lados llegaban pode-
rosas lanchas zodiac. Se escucharon dis-
paros. Entendimos que algo grave estaba
pasando en ese buque, pero no tuvimos
tiempo de pensar más porque el comando
israelí irrumpió en nuestro barco.”
Después de un breve silencio, Ben-
derbal reconoce que se quedó impactado
cuando vio surgir al primer soldado he-
breo del comando Sayeret 13. “Vestía to-
talmente de negro, su rostro cubierto con
un pasamontañas negro y cargado con to-
do un arsenal: metralleta, flash ball, bom-
ba de gas… Quedamos desconcertados.
Perdí de vista a Ahmed. Mi cerebro fun-
cionaba a toda velocidad. Tenía dos posi-
bilidades: esconderme (era estúpido, pues
de cualquier modo me habrían encontra-
do), correr (para disimular las fotos y vi-
deos que había tomado, también era inútil,
sabía que iban a catear todo el barco)... Le-
vanté las manos y me dirigí hacia el solda-
do diciéndole: ‘We are pacifists!, We are
pacifists!’ Quería hablar con él... De nada
sirvió. El soldado aullaba. Llegaron otros
que igualmente aullaban, a veces en inglés
y otras en hebreo. Nos juntaron a todos.
Dispararon con sus flash balls. Hubo bas-
tantes golpes. Más tarde Ahmed me dijo
que le habían destrozado la mandíbula”.
Cuando se le pregunta si había armas a
bordo del Spendova, el activista de CBSP
responde solemne: “Ni una sola arma. So-
mos una ONG pacifista, nuestros métodos
de acción son semejantes a los de Green-
peace. Nuestras armas son nuestros cuer-
pos y nuestro atrevimiento. Nos entrena-
mos para actuar de manera eficiente, sin
violencia alguna, y esto lo tuvimos en
cuenta para el caso de que se presentara
la intervención israelí a bordo de nuestros
navíos. Teníamos tres misiones: proteger
al capitán del barco formando un escudo
humano con nuestros cuerpos, de igual
modo proteger la sala de los motores y, si
fuera posible, entablar diálogo con los sol-
dados israelíes para explicarles que nada
tenemos que ver con el terrorismo”.
Yussef Benderbal no entiende lo que
pasó a bordo del Mavi Marmara. Ese bar-
co fue fletado por la Fundación para los
Derechos Humanos y la Ayuda Humani-
taria (IHH, por sus siglas en turco), una
importante organización con representan-
tes en 160 países que tiene lazos estrechos
con el AKP, partido islamista actualmen-
te en el poder en Turquía. Israel asegura
que esa fundación está en contacto con
Hamas.
“Las relaciones del CBSP con la IHH
son esporádicas. Tenemos acciones con-
juntas en el marco de campañas interna-
cionales de solidaridad. Aún no sabemos
lo que realmente ocurrió en el Mavi Mar-
mara. Sólo tenemos las imágenes y la ver-
sión israelí de los hechos. Las grabaciones
A
P

p
h
o
t
o

/

H
a
t
e
m

M
o
u
s
s
a
I NTERNACI ONAL / MEDI O ORI ENTE

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 41
Bloqueo.indd 41 6/4/10 3:04 AM
M
ADRID.- El activista español de
35 años Manuel Tapial escribió
en su página de Facebook: “¡Úl-
tima hora: 14 barcos de Israel
rodean la Flota de la Libertad de Gaza!”.
Eran alrededor de las 3:50 de la madruga-
da del lunes 31 de mayo cuando emitió es-
te mensaje, previo al abordaje armado que
perpetró la fuerza de la Marina israelí con-
tra el barco donde iba Manuel...
Los continuos mensajes de Manuel,
a quien familiares y amigos llaman Manu,
eran seguidos desde Getafe, en Madrid,
por su padre, Manuel Espinar, un obrero
jubilado de 60 años, exdirigente sindical
de Comisiones Obreras y hoy presidente
de la Asociación Cultura, Paz y Solidaridad
Haydée Santamaría, a la cual pertenecen
su hijo y Laura Arau, de 30 años, la otra ac-
tivista que participaba en esta iniciativa.
Un tercer español iba en la flotilla, David
Segarra, periodista free lance valenciano de
33 años que reporteaba el suceso para el ca-
nal latinoamericano Telesur, de Venezuela.
Esos tres españoles son parte de los
750 miembros de la flotilla que fueron he-
chos prisioneros en aguas internacionales,
luego conducidos al puerto israelí de Ash-
dod, y recluidos en el centro de detención
de Beersheva, al sur de Tel Aviv, de donde
salieron liberados el miércoles 2.
Armados con cámara de video, com-
putadoras y un teléfono satelital para co-
nectarse a Facebook y a Twitter, Manuel y
Laura documentaron día a día el trayecto
de la flota desde que se unieron a la mis-
ma, el 22 de mayo, cuando el buque Marvi
Marmara zarpó de Estambul con 10 mil
toneladas de ayuda humanitaria. La em-
barcación se dirigió al puerto de Antalya,
donde la abordaron la mayoría de sus 600
ocupantes. Los demás viajaban en otras
cinco embarcaciones pequeñas.
El objetivo era trasladar a Gaza medi-
camentos, 100 casas prefabricadas y unas
500 sillas de ruedas para discapacitados.
Tapial llevaba unos cientos de libros infan-
tiles con relatos escritos en español y tra-
ducidos al árabe.
“Esa era su principal arma de destruc-
ción masiva, unos libros”, ironiza su pa-
dre Manuel Espinar, quien explica que su
ONG, casi familiar y asentada en el barrio
obrero de Getafe, en Madrid, fue invitada a
sumarse a la flotilla por la fundación huma-
nitaria turca Insani Yardim Vakfi –que or-
ganizó el viaje en conjunción de esfuerzos
con Free Gaza Movement–, por la Campa-
ña Europea para Acabar el Asedio de Ga-
za y las campañas griega y sueca Barco a
Gaza.
En compañía de Manu, Espinar había
hecho visitas previas a campos de refugia-
dos palestinos, y junto con él ha participa-
do en innumerables acciones sociales y
reivindicativas.
Los mensajes
“Llegamos a 90 millas de la costa, y tres
fragatas de guerra israelíes nos están ame-
nazando”, dice Manuel Tapial en un video
que subió a su blog alrededor de las 3:30
del lunes 31. “Allá al fondo –señala, enfun-
dado en un chaleco salvavidas– tenemos a
una de ellas, que podemos ver desde aquí,
y las otras dos suponemos que están en
un radio cercano a nosotros”.
“Ha cundido la alarma dentro del bar-
co; como ven, traemos todos puestos los
chalecos salvavidas, y la gente está prepa-
rada para hacer una resistencia pacífica en
caso de que se les ocurra atacar esta no-
che”, señala Manu a la cámara, en un men-
saje que fue subido de inmediato a su blog
Crónicas de Gaza.
Sin saber aún que se cumpliría su va-
ticinio, Manu califica como “un auténtico
disparate atacar esta noche, porque po-
dría ocasionar víctimas mortales”. Y esto,
Llamados de angustia
ALEJANDRO GUTIÉRREZ
de los miembros de la Flotilla de la Liber-
tad fueron confiscadas. Sólo una investi-
gación independiente que pudiera reali-
zar la ONU nos permitiría entender cómo
se llegó a ese extremo sangriento”, apun-
ta Benderbal.
Los soldados del comando Sayeret 13
no tardaron en tomar el control del Spen-
dova. “El operativo duró dos horas. Fui-
mos conducidos al puerto de Ashdod. Nos
esposaron y a uno por uno nos fueron ba-
jando con fuerte custodia, como si fué-
ramos criminales. Fue humillante. Pero
lo que nos esperaba en tierra fue todavía
peor. Tenían todo perfectamente organi-
zado en Ashdod. Parecía un hormiguero.
Había uniformados con chalecos blan-
cos, otros con chalecos rojos. A cada uno
de nosotros nos llevaron detrás de corti-
nas para aislarnos. En ese momento perdí
de vista a mis compañeros y a los demás
pasajeros del Spendova. Me esculcaron.
Luego me tomaron huellas digitales. Me
sometieron a otro cateo, esta vez mucho
más degradante. Fui maltratado sin que
llegaran a herirme. Me interrogaron du-
rante una hora porque acepté ser expulsa-
do de inmediato”.
Según explica el activista del CBSP,
habían acordado que uno de sus miembros
se identificara y firmara los documentos
que les presentarían las autoridades israe-
líes, mientras que los demás se negarían a
hacerlo, corriendo el riesgo de ser enjui-
ciados y encarcelados en Israel. “Era par-
te de nuestra resistencia”, comenta el res-
ponsable de comunicación de la ONG.
“Me tocaba ser devuelto a Francia para
dar testimonio de lo que había ocurrido y
A
P

p
h
o
t
o

/

A
l
e
x

R
o
z
k
o
v
s
k
y
Israel. Más crímenes, impunidad absoluta
42

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Bloqueo.indd 42 6/4/10 3:04 AM
continúa, “es algo que no queremos, por-
que somos pacifistas. Y el pánico que po-
dría cundir aquí con un ataque de un ejército
en un barco de estas características podría
ser fatal”.
Enfatiza: “Hemos hecho un llamamien-
to por las redes sociales y por internet para
que la ciudadanía despierte a sus políticos,
que los pongan en activo, y que pasen la
noche con nosotros atentos a lo que pudie-
ra pasar”.
Adelanta que seguirán transmitiendo en
directo –aunque en otro mensaje también
había dicho que les estaban inhibiendo la
señal, particularmente la telefónica–, pero
insiste en la necesidad de que “la comuni-
dad internacional hoy no duerma, esté con
nosotros apoyándonos, diciéndole a sus
políticos que tienen que actuar ¡ya!, ¡aho-
ra!, ¡ya!”.
Poco antes, Manuel había subido a su
blog un mensaje que reflejaba el grado de
tensión por el acoso de las lanchas milita-
res israelíes. Dice allí: “Encontrándonos a
105 millas de la costa, cinco barcos del Ejér-
cito se nos van acercando; uno de ellos se
encuentra relativamente cerca del carguero
con bandera turca Dafne”.
Describe el despliegue no sólo de los
helicópteros, sino de las lanchas neumáti-
cas (Zodiac) usadas por los equipos de asal-
to: “A los cinco barcos hay que sumarles al
menos dos helicópteros de comandos y va-
rias Zodiacs. Alerta, que parece que van a ir
barco a barco”.
El mismo día, pero poco más temprano,
Manu refiere que, mientras las seis naves
navegan en formación, “el capitán de nues-
tro barco ha recibido un fax desde Israel ins-
tándole a no superar las 68 millas náuticas
que han decretado como zona militar”.
Hace hincapié en que los acuerdos in-
ternacionales dan el respaldo a los países en
sus 20 millas medidas desde el litoral, y que
esa advertencia confirma que Israel “se ha
apropiado de aguas internacionales y tiene la
clara intención de atacar nuestros barcos”.
En conferencia de prensa celebrada el
martes 1 de junio, en el Círculo de Bellas Ar-
tes de Madrid, con motivo del seminario del
Observatorio de Jerusalén, Manuel Espi-
nar señaló que en la flotilla tenían claro que
el contenido del fax demostraba la impuni-
dad con que Israel se maneja, al advertir a
quienes navegan en aguas internacionales
que si pasan de las 68 millas serían ataca-
dos. “Es decir, se está adjudicando 48 millas
más, eso es una flagrante violación de las
leyes internacionales”, reprochó.
Y, peor aún, el ataque tuvo lugar a 90
millas de los litorales, que es cuando Manu
emitió la última alerta, expuso.
“Uno de los acuerdos en el barco –prosi-
guió– es que iban a navegar a una velocidad
más baja, con la pretensión de que hacia las
siete u ocho de la mañana, con la luz del día,
pudieran avanzar ya hacia Gaza.”
Espinar se declaró indignado por la cam-
paña con la que Israel trató de desacreditar a
la Flota de la Libertad, “como si diéramos co-
bertura al terrorismo internacional”, así como
por la tónica que siguieron algunos medios
españoles vinculados a la derecha, como el
periódico La Razón, el portal de información
Libertad Digital o la radiodifusora de los obis-
pos, La COPE, que calificaron a la misión co-
mo “La Flotilla de Hamas”.
A su vez, Jesús Núñez Villaverde, miem-
bro del Instituto de Estudios sobre Conflictos
y Acción Humanitaria (IECAH), desmintió las
afirmaciones del embajador Raphael Schutz
en el sentido de que Israel permite la entrada
a Gaza de suficiente ayuda humanitaria.
“Desde la campaña Plomo Fundido, en
las Navidades de 2008-2009, los cálculos
que hace la agencia de las Naciones Unidas
es que para mantener el estado de las co-
sas y evitar un deterioro mayor, es necesaria
la entrada de 500 camiones diarios, pero la
media de entrada con dificultades es de 100
camiones diarios”, advirtió.
Desprotección del Estado
En entrevista con Proceso, Manuel Espinar
refiere que al regresar de Estambul, adon-
de acudió a despedir a la flotilla, pidió al go-
bierno de España intervenir para comprobar
que sus integrantes no llevaban armas y que
sólo transportaban ayuda humanitaria.
“Nos percatamos de que a Israel esto
realmente le daba miedo, más que los cohe-
tes Kasam, con los que achacan son ataca-
dos por los palestinos. Les daba miedo que
la flotilla, un movimiento pacifista, preten-
diera romper el bloqueo militar en Gaza. A
bordo iban desde algunas víctimas del holo-
causto, una diputada israelí, dos diputadas
alemanas, hasta la Nobel de la Paz Mairead
Corrigan Maguire –galardonada en 1997 por
su activismo pacifista en Irlanda del Norte, y
que el año pasado ya intentó desembarcar
en Gaza, pero fue detenida y deportada– y
el escritor sueco Hening Mankell, entre mu-
chos otros.
“Por ese motivo, acudí al Ministerio de
Asuntos Exteriores español, ahora que Es-
paña ocupa la presidencia semestral de la
Unión Europea, para pedirles que hubiera
protección a la Flotilla de la Libertad. En la
reunión que mantuve con un funcionario le
dije que era necesario que alguna organiza-
ción internacional pudiera visitar la flotilla y
comprobara que en los barcos no había ar-
mas, como argumenta Israel, que sólo lleva-
ban ayuda humanitaria.”
“Pero no hicieron nada”, asegura.
También se queja de que el ministro Mi-
guel Ángel Moratinos haya expresado que
los cooperantes españoles se negaban a
firmar el documento de deportación. Señala
que a su casa hablaron funcionarios de Ex-
teriores, cuestionándolo por qué su hijo no
firmaba.
“A mí –manifiesta– cómo me cuestionan
eso, si no tengo comunicación con mi hijo.
Yo le pregunté al funcionario: ¿Qué contiene
el documento?, y me dijo que no sabía. En-
tonces, la pregunta es mía: ¿Cómo el Esta-
do español no tiene el mínimo conocimien-
to de lo que Israel pretende que un español
firme?”
Y lo peor, subraya, es que si no firmaban
y se iniciaba un proceso judicial que impli-
caría llevarlos ante un juez, sería por “entrar
ilegalmente a Israel, cuando ellos ni siquie-
ra entraron a aguas israelíes; iban a aguas
de Gaza, y fueron atacados y hechos prisio-
neros en aguas internacionales. Eso ya es
inaudito, es un acto de piratería israelí, un
ataque en altamar a gente que fue llevada a
fuerza a una prisión”.
Apartheid contra Palestina
En la conferencia de prensa donde participó
Espinar estuvo presente el exmagistrado del
Tribunal Supremo, José Antonio Martín Pa-
llín, miembro del Tribunal Russell sobre Pa-
lestina, el cual examina la responsabilidad,
por comisión o por omisión, de la Unión Eu-
ropea ante la actitud de Israel en relación
con la Autoridad Nacional Palestina como
Estado no reconocido.
Martín Pallín no sólo planteó que “Israel
está cometiendo dos crímenes de guerra
clarísimos”: el ataque a personas civiles y la
confiscación de los bienes que transportaba
el buque, sin menoscabo de vulnerar el prin-
cipio de libertad de navegación en altamar.
“Estos delitos están recogidos en el Es-
tatuto de la Corte Penal Internacional que,
aunque no ha sido suscrito por Israel, de-
bería servir como base para la actuación de
la Fiscalía del Tribunal Penal Internacional”,
expuso.
Martín Pallín exigió la apertura inmedia-
ta de una comisión de investigación interna-
cional sobre el asalto cometido la noche del
30 y madrugada del 31 de mayo.
Reiteró que el Tribunal Russell, que se-
sionó en Barcelona la primera semana de
marzo pasado, pidió a la Unión Europea la
suspensión del acuerdo comercial preferen-
cial que negocia con Israel.
“Porque resulta contradictorio que la
UE” permita el “insulto a la inteligencia” con
que actúa Israel, y que “tolere la inactividad”
del Consejo de Seguridad de Naciones Uni-
das sobre el tema, cuando dos de sus inte-
grantes, Alemania y Francia, son parte de
dicha instancia.
Y puntualizó: “El pueblo judío (fue) per-
seguido y maltratado durante la Segunda
Guerra Mundial. Ahora el Estado de Israel
está desarrollando una política parecida; en
ese sentido, se comete un crimen de apar-
theid contra la población palestina. Nos pa-
rece que es un foco de tensión peligroso.
Estamos ante un polvorín que puede tener
consecuencias trágicas”. O
I NTERNACI ONAL / MEDI O ORI ENTE

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 43
Bloqueo.indd 43 6/5/10 12:28 AM
U
n día quizás alguien escribirá la his-
toria completa de esa hazaña. Habrá
muchas risas, gritos y algunas lágri-
mas. Pero lo que puedo decir ahora
es que nunca nos imaginamos que espan-
taríamos tanto a Israel. Bueno, quizá nos
atrevíamos a imaginarlo en nuestros sueños
más atrevidos…
Primero las autoridades hebreas crea-
ron un equipo especial de emergencia inte-
grado por altos responsables de la Secre-
taría de Relaciones Exteriores, un comando
de élite, la marina y autoridades penitencia-
rias, cuya misión era enfrentar la amenaza
existencial que representaban para Israel
nuestro grupo y nuestros barcos cargados
con ayuda humanitaria.
Luego, a pesar de tener una agenda lle-
na de compromisos importantes, el secreta-
rio de Defensa, Ehud Barak, en persona, se
tomó el tiempo de enviarnos serias adver-
tencias a través de la prensa israelí. Ahora
nos anuncia que acabaremos encarcelados
en la peor de las prisiones de Israel, la de
Beersheva, en pleno desierto.
El único objetivo de estas admoniciones
es atemorizarnos. Y, hay que reconocerlo,
en cierta forma tenemos miedo. Nos asus-
tan sus navíos de guerra, sus helicópteros
Apache y sus comandos de marina vestidos
de negro. 
¿Quién no les tendría miedo? Tememos
que confisquen y destruyan nuestro carga-
mento, tanto la ayuda médica como los ma-
teriales de construcción, las casas prefabri-
Amenaza cumplida
cadas, el material y el mobiliario escolares
que juntamos pacientemente en numerosos
países a lo largo de un año. Tememos que
intenten aniquilar todos estos gestos de so-
lidaridad y esperanza, todos estos esfuer-
zos de gente común y corriente, modestos
ciudadanos de Grecia, Suecia, Turquía, Ir-
landa, Francia, Italia, Argelia, Malasia. Teme-
mos que todo esto caiga en las manos de un
Estado que es capaz de cometer viles actos
de piratería.
¿Cómo no vamos a tener un cierto sen-
timiento de responsabilidad y de miedo ante
la perspectiva de que se nos impida entre-
gar nuestra ayuda a la población encarcela-
da de Gaza?
Sabemos, sin embargo, que el miedo
cunde también del otro lado. Desde que se
formó nuestra coalición, el Estado de Israel
hizo lo imposible para no tener que enfren-
tarse con una flotilla de solidaridad interna-
cional. Desde el principio los israelíes inten-
taron impedir que nuestros barcos salieran,
que se reagruparan para navegar juntos ha-
cia Gaza. Buscaron romper nuestra coor-
dinación. Su meta era dividirnos. Querían
aislar a los barcos: los fletados por los movi-
mientos de solidaridad irlandeses por un la-
do, los fletados por los griegos y los suecos
por otro, los estadunidenses aparte y los
turcos totalmente solos.
Por supuesto, sabían que no podían
ejercer presiones sobre Turquía y que tam-
poco podían actuar directamente en ese
país. Por lo tanto, concentraron sus ataques
contra las organizaciones irlandesas y grie-
gas de nuestra coalición.
Su primera ofensiva se dio a mediados
de mayo. Sabotearon el carguero irlandés,
obligándolo a atrasar su salida. Afortuna-
damente los irlandeses lograron arreglar los
daños con mucha velocidad y ahora están
navegando, van detrás de nosotros y sólo
tienen dos días de retraso.
alertar al gobierno francés. Mis compañe-
ros se quedaron para continuar su solidari-
dad con los palestinos. El primero de junio
por la mañana me embarcaron en un avión
rumbo a París. Llegué sin nada. Confis-
caron mis efectos personales y sobre to-
do mis cámaras y mi material fotográfico
y de video”.
Y agrega: “Israel está criminalizando
a la solidaridad internacional. Se equivoca
si piensa que logrará acabar con ella. Hay
dos barcos preparados por alemanes que
zarparán hacia Gaza. Un barco de irlande-
ses hará lo mismo; éste fue bautizado con
el nombre de Rachel Corrie para honrar
la memoria de esa pacifista estadunidense
del Movimiento Internacional de Solidari-
dad, quien murió en 2003 aplastada por un
bulldozer israelí. Rachel y otros compañe-
ros buscaban impedir la destrucción de ca-
sas palestinas por el ejército hebreo en la
Franja de Gaza. La coalición Free Gaza
ya se está organizando para preparar otros
barcos que saldrán en septiembre con nue-
vos cargamentos de ayuda humanitaria.”
La Flotilla de la Libertad llevaba 10
mil toneladas de materiales de todo tipo
para el millón y medio de palestinos que
viven en la precariedad más absoluta en su
minúsculo territorio. “Con mucha dificul-
tad el CBSP de vez en cuando logra lle-
var casas prefabricadas a Gaza”, recalca
Yussef Benderbal. Desde el operativo Plo-
mo Endurecido, desatado por Israel con-
tra Gaza en diciembre de 2008, miles de
familias no tienen techo, muchas viven en
las ruinas de sus viviendas porque el go-
bierno hebreo limita al máximo la entra-
da de materiales de construcción. Con esa
medida pretende impedir que Hamas vuel-
va a edificar sus estructuras militares. Te-
níamos 100 casas prefabricadas en las bo-
degas de uno de los barcos de la Flotilla de
la Libertad. Ahora están confiscadas por
Israel. Vamos a tener que luchar para re-
cuperarlas y hacerlas llegar a sus destina-
tarios; todo esto llevara meses”, enfatiza
Benderbal y subraya:
“Entregar ayuda humanitaria a los ga-
zauis era sólo una de nuestras metas. La
otra era política: lograr que la coalición
Free Gaza rompiera el cerco militar que
impone Israel desde junio de 2007. La me-
ta del gobierno hebreo es clara: mermar la
capacidad del gobierno de Hamas e inci-
tar a la población a derrocarlo. Ese cálculo
político cínico asfixia a un millón y medio
de personas, las obliga a vivir en condicio-
nes infrahumanas y viola todas las leyes
internacionales. Ante la inercia de los go-
biernos occidentales, son los ciudadanos
comunes y corrientes, quienes se movili-
zan para salvar a los gazauis.”
A
P

p
h
o
t
o

/

A
n
a
t
o
l
i
a
,

E
r
h
a
n

S
e
v
e
n
l
e
r
THOMAS SOMMER-HOUDEVILLE *
Activistas. “Nos atacan porque nos temen”
44

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Bloqueo.indd 44 6/5/10 12:28 AM
Luego las autoridades hebreas ejercie-
ron presiones enormes sobre el gobierno
griego para obligarlo a prohibir la salida del
buque de carga griego y del barco de pasa-
jeros greco-sueco. Pensaban aprovechar el
desasosiego de Atenas ante la crisis econó-
mica por la que atraviesa el país. Estas pre-
siones nos obligaron a aplazar dos veces
nuestro viaje. Tuvimos que pedir al movi-
miento turco de solidaridad y a sus 500 pa-
sajeros, así como a los estadunidenses que
estaban a punto de salir, que nos esperaran. 
Unos minutos antes del momento previs-
to para la partida de los dos barcos griegos
nadie sabía si el gobierno helénico iba a dar
su autorización. Finalmente, Atenas decidió
tomar sus responsabilidades, se comportó
como un Estado soberano y permitió que los
dos barcos dejaran el puerto del Pireo.
La segunda ofensiva se dio ayer (28 de
mayo) en la parte griega de Chipre. Había-
mos negociado con las autoridades de esa
parte de la isla el permiso para hacer una
escala en su territorio a fin de subir a bordo
de los barcos una delegación VIP (very im-
portant people), integrada por diputados del
Parlamento Europeo y de los parlamentos
de Suecia, Gran Bretaña, Grecia y Chipre.
Los dos barcos de Grecia, el barco fleta-
do por movimientos de solidaridad estadu-
nidenses que llegaba de Creta y los cuatro
barcos turcos estaban ya en alta mar, en el
lugar de la cita, cuando nos enteramos de
que la delegación VIP estaba cercada por la
policía de Chipre en el puerto de Larnaka y
que se le prohibía moverse a cualquier lado.
¡La República de Chipre, país miembro
de la Unión Europea, estaba prohibiendo
que parlamentarios europeos se desplaza-
ran libremente en su territorio, en violación
abierta de todas las leyes y normas de la UE!
Empezamos a negociar de nuevo con
el gobierno chipriota, pero no tardamos en
entender que su cambio drástico de actitud
para con nosotros estaba directamente dic-
tado por Israel. Las pláticas se iniciaron a
las siete de la mañana y duraron hasta la no-
che. Durante todo ese tiempo, el gobierno
de Chipre nos mintió. Nos repetía que sólo
se trataba de un malentendido y de un pro-
blema burocrático, nos aseguraba que los
parlamentarios podrían embarcar para ir a
donde querían; pero no pasaba nada, todo
estaba bloqueado y los parlamentarios es-
taban entrampados. El gobierno chipriota
actuaba como un simple auxiliar de Israel y
nos hacía perder un tiempo crucial.
Esta mañana (del 29 de mayo), la delega-
ción VIP decidió que la única solución era ir
a Formogossa, al norte de la isla que se en-
cuentra bajo control turco, para tomar una
lancha rápida y alcanzar el lugar de la cita.
Eso planteó un problema delicado por-
que hay turcos, chipriotas y griegos entre
los integrantes de nuestra coalición. Es pre-
ciso recordar que la parte norte de Chipre
está bajo ocupación turca y que la comuni-
dad internacional no reconoce esa entidad.
Enviar nuestra delegación VIP al puerto
de Formogossa, que está todavía bajo em-
bargo de Naciones Unidas, es un gesto po-
lítico sumamente importante que hubiera
podido ser devastador para los miembros
de la coalición griegos y de la República de
Chipre. De hecho, estuvo a punto de crear
tensión. Pero todo se solucionó y, por el
contrario, se estrecharon aún más los lazos.
Nuestra coalición resistió.
En cambio, el partido chipriota que es-
tá en el poder salió muy mal parado de esa
aventura. Los siete parlamentarios griegos y
chipriotas que no tienen derecho de pisar la
parte turca de Chipre están furiosos contra
su gobierno, porque no pudieron embarcar.
Armaron un escándalo en sus países y hay
debates fuertes sobre el tema.
Israel perdió los dos primeros sets de
ese partido. Falta el último. Será crucial y
empezará cuando entremos en las aguas te-
rritoriales de Gaza. Por supuesto, los israe-
líes tienen todas las facilidades materiales
para impedirnos el paso, pero eso tendría
un costo político enorme.
Todas las trampas y artimañas que des-
plegaron en nuestro camino hasta ahora só-
lo lograron un resultado: llamar la atención
internacional sobre nuestra flotilla y sobre
la situación de Gaza. La enseñanza que sa-
camos de lo que vivimos en este momento
es simple: el miedo no está de nuestro lado,
sino del lado de Israel. Tienen miedo porque
encarnamos el coraje de un número cre-
ciente de gente en el mundo que no acepta
lo que el Estado criminal de Israel está ha-
ciendo a los palestinos y a todos aquellos
que, en nombre de la paz, se atreven a asu-
mir la defensa de los oprimidos.
Los israelíes nos tienen miedo porque
saben que muy pronto habrá más y más
barcos que navegarán hacia Gaza y que ca-
da día se va consolidando la campaña a fa-
vor del boicot internacional contra Israel.
(Traducción: Anne Marie Mergier) O
* El autor es egresado de la Escuela de Altos Es-
tudios de Ciencias Sociales (EHSS) de París y
coordina la Campaña Civil Internacional para la
Protección del Pueblo Palestino. Su testimonio,
que publica Proceso, fue enviado al CCIPPP
unas horas antes del operativo militar israelí con-
tra la Flotilla de la Libertad. Al cierre de esta edi-
ción se esperaba el regreso a Francia del activis-
ta junto con otros siete pacificistas franceses.
Según cuenta el activista, el gobierno
de Hosni Mubarak propuso que la coali-
ción Free Gaza descargara su ayuda hu-
manitaria en Egipto para luego llevar-
la por tierra a Gaza. “Rechazamos esa
alternativa porque ya nadie debe seguir
acatando pasivamente el bloqueo de Ga-
za. Propusimos que Israel dejara entrar
nuestros barcos en el puerto de Gaza y
que expertos internacionales catearan
los cargamentos. Nuestra idea fue recha-
zada. No capitulamos y se dio un baño
de sangre. Llevamos dos años enviando
barcos a Gaza. Cinco barcos pudieron
entrar. Tres no lo lograron pero fueron
rechazados sin ese lujo de violencia. Se-
guiremos oponiéndonos a ese cerco con
más flotillas, pero ya es tiempo de que
internacionalmente los gobiernos tomen
sus responsabilidades. ¿Hasta cuándo
Israel seguirá impune?” O
A
P

p
h
o
t
o

/

A
l
v
a
r
o

B
a
r
r
i
e
n
t
o
s
Repudio mundial
I NTERNACI ONAL / MEDI O ORI ENTE

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 45
Bloqueo.indd 45 6/5/10 12:28 AM

Operación
Voces de todo el mundo se han elevado para conde-
nar las atrocidades del ejército israelí en la Franja de
Gaza, empeñado en realizar un bloqueo cuyas vícti-
mas son principalmente niños, mujeres y ancianos.
De acuerdo con una investigación realizada por Am-
nistía Internacional, el argumento esgrimido por Is-
rael en el sentido de que busca impedir ataques a su
territorio por parte de organizaciones como Hamas
no justifica el sufrimiento, la ruina y la destrucción
que ha impuesto en los territorios ocupados.
LEONARDO BOIX
L
ONDRES.- El ataque perpetrado
por las fuerzas israelíes el 31 de
mayo en contra de una flotilla de
ayuda humanitaria a los palesti-
nos, que provocó la muerte de al
menos nueve activistas y causó
un escándalo internacional, dejó al descu-
bierto un problema aún mayor que afec-
ta a la región de Oriente Medio y a todo
el mundo: la asfixia que está generando el
bloqueo de Israel a Gaza.
Este flagelo ha sido investigado a pro-
fundidad por Amnistía Internacional (AI),
que dio a conocer las consecuencias del
bloqueo. En un informe que intitula As-
asfixia
46

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010
Bloqueo.indd 46 6/5/10 12:28 AM
fixiante: El bloqueo israelí de la Franja de
Gaza, publicado el 18 de enero pasado y ac-
tualizado en las últimas semanas, denuncia
que más de 1 millón 400 mil hombres, mu-
jeres, niños y niñas palestinos están atrapa-
dos en la Franja de Gaza. Este territorio de
sólo 40 kilómetros de largo por 9.5 kilóme-
tros de ancho se caracteriza por la escasez
de energía, la poca o nula disponibilidad de
agua potable y el deterioro de la salud.
De acuerdo con este documento, el
desempleo masivo, la pobreza extrema, el
hambre y el aumento en el precio de los ali-
mentos causado por la escasez dan lugar a
que cuatro de cada cinco habitantes de Ga-
za dependan de la ayuda humanitaria.
Además, destaca que desde que entró
en vigor el bloqueo de Gaza, en junio de
2007, han permanecido cerrados los cinco
pasos fronterizos bajo control israelí ubi-
cados entre Gaza e Israel o Cisjordania.
Las autoridades egipcias mantienen cerra-
do la mayor parte del tiempo el otro paso
fronterizo terrestre, el de Rafah, situado en
la frontera entre Gaza y Egipto.
“Los cierres impiden todo movimiento
de entrada y salida de palestinos en Gaza,
salvo en un reducido número de casos hu-
manitarios excepcionales. El bloqueo pro-
híbe las exportaciones y restringe la entra-
da de productos básicos, como alimentos
y combustible”, agrega el documento.
En el texto se consigna que gran parte
de los alimentos disponibles proceden de
agencias de ayuda humanitaria de la ONU
y otros organismos, o se introducen de
contrabando a través de túneles que cru-
zan bajo la frontera entre Egipto y Gaza
para después ser vendidos a precios exor-
bitantes a quienes residen en Gaza.
Según Amnistía Internacional, en mu-
chos casos el bloqueo impide que la gente re-
ciba atención médica urgente y que desem-
peñe trabajos para ganarse el sustento.
La situación empeoró desde principios
de 2009, a raíz de la operación Plomo Fun-
dido, cuando los habitantes de Gaza se vie-
ron sometidos a una devastadora ofensiva
militar por parte de Israel.
Aislamiento
El conflicto bélico en la Franja de Gaza
transcurrió del 27 de diciembre de 2008 al
18 de enero de 2009 y fue lanzado por Is-
rael con el pretexto de que llevaba a cabo la
operación para impedir que Hamas y otros
grupos armados palestinos disparasen co-
hetes de efecto indiscriminado contra Is-
rael. Por lo menos mil 383 palestinos per-
dieron la vida, entre ellos cientos de civiles,
y los heridos se contaron por millares.
Miles de viviendas quedaron des-
truidas o sufrieron graves daños, al igual
que los sistemas de suministro de electri-
cidad y agua. Los daños a la infraestruc-
tura básica de Gaza fueron inmensos:
Edificios civiles, incluidos hospitales y
escuelas, resultaron severamente afecta-
dos o fueron destruidos por completo.
A un año y medio de esa devastado-
ra operación militar, Gaza continúa en
gran medida aislada del mundo exterior,
y como Israel impide la entrada de ma-
teriales de construcción, los habitantes
de Gaza no pueden reconstruir sus vidas
destrozadas.
“La población de Gaza comparte con
todas las demás personas el derecho a una
vida digna, sin sufrimientos indiscrimina-
dos y prolongados. No debe ser sometida
a esta continuación del castigo colectivo
que el bloqueo lleva consigo”, destaca en
el informe el coordinador de asuntos hu-
manitarios de la ONU para los territorios
palestinos ocupados, Maxwell Gaylard.
Para AI no valen los argumentos esgri-
midos por las autoridades israelíes, quienes
afirman que el bloqueo es una respuesta a
los ataques de grupos armados palestinos,
en concreto los cohetes de efecto indiscri-
minado, desde Gaza contra el sur de Israel.
En el reporte de este organismo se in-
dica: “Cualquiera que sea la justificación
que aducen, al restringir la entrada en Ga-
za de alimentos, suministros médicos, ma-
terial educativo y materiales de construc-
ción, las autoridades israelíes imponen un
castigo colectivo a toda la población de
Gaza, compuesta en su mayoría por niños
y niñas, en vez de dirigirse contra los res-
ponsables de los ataques con cohetes o de
otra índole.
“La situación se agrava más debido al
persistente cierre por el gobierno egipcio
del paso fronterizo de Rafah y, más recien-
temente, por la construcción de un muro
de acero a lo largo de la frontera en Rafah
para combatir el contrabando transfronte-
rizo que se ha convertido en la tabla de sal-
vación de Gaza.”
Lo cierto es que según la investigación
de AI, cuya sede se encuentra en Londres,
el bloqueo en la Franja de Gaza y la opera-
ción Plomo Fundido han dejado al menos
20 mil personas desplazadas de sus hoga-
res; muchas de ellas viven ahora en tien-
das de campaña o hacinados con familia-
res en casas ya abarrotadas.
Por lo que toca a la salud en ese te-
rritorio palestino, AI consigna que des-
de la conclusión de la ofensiva militar
en Gaza, el sector sanitario no ha podi-
do restablecerse.
Agrega que “a partir del bloqueo hay
escasez de equipos y suministros médicos.
Los funcionarios de fronteras israelíes han
regresado, sin ninguna explicación, a ca-
miones de la Organización Mundial de la
AP photo / Nasser Ishtayeh
A
P

p
h
o
t
o

/

S
e
b
a
s
t
i
a
n

S
c
h
e
i
n
e
r
I NTERNACI ONAL / MEDI O ORI ENTE

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 47
Bloqueo.indd 47 6/5/10 12:28 AM
Salud (OMS) cargados con equipos médi-
cos destinados a hospitales de Gaza”.
También denuncia que tras el cierre de
los pasos fronterizos impuesto por los is-
raelíes, personas con afecciones que no
pueden ser tratadas en Gaza han tenido que
solicitar permiso para salir del territorio a
fin de recibir tratamiento en hospitales ex-
tranjeros o en nosocomios palestinos de
Cisjordania.
“En muchos casos las autoridades is-
raelíes demoran o niegan el otorgamien-
to de estos permisos”, continúa el infor-
me y precisa que debido a esos retrasos,
en 2009 murieron 28 pacientes mientras
esperaban la autorización, 14 de los cua-
les aguardaban cruzar a Israel por el paso
fronterizo de Erez.
En ruinas
Otra de las consecuencias que produce el
bloqueo a Gaza es la parálisis del sector
educativo que afecta a más de la mitad de
la población, cuya edad no supera los 18
años.
“Las actividades cotidianas de los ni-
ños y niñas, como asistir a la escuela, se
ven gravemente afectadas por el persis-
tente bloqueo. Al comenzar el curso esco-
lar 2009-2010, muchos alumnos de Ga-
za tuvieron que estudiar sin libros de texto
ni material de escritura, mientras camiones
cargados de material escolar eran retenidos
por Israel en el paso fronterizo de Kerem
Shalom. Durante la operación militar israe-
lí de 2008-2009, 280 de los 641 centros es-
colares de Gaza sufrieron daños materiales
y 18 quedaron destruidos”, subraya el do-
cumento de la ONG.
Además, denuncia que el bloqueo y la
operación Plomo Fundido han destruido o
dañado gravemente edificios, maquinaria o
existencias de 700 empresas privadas de los
sectores agrícola, industrial y de servicios.
“El bloqueo, que ahoga el comercio pa-
lestino al limitar las importaciones y prohi-
bir prácticamente las exportaciones, hace
que la reconstrucción de los negocios –y las
vidas– dañados sea casi imposible”, destaca.
Antes de 2000, el sector privado de Ga-
za daba empleo a más de 110 mil personas,
pero el rápido colapso económico ha con-
ducido a una espiral de pérdida de empleos.
En diciembre de 2009, la tasa de desempleo
en Gaza era superior a 40%.
Otro de los problemas del bloqueo es
que Israel amplió la zona temporal de se-
guridad dentro de territorio palestino a lo
largo del borde oriental y septentrional de
la Franja de Gaza. El “tapón” abarca 30%
de la tierra de uso agrícola.
“Los agricultores y otros palestinos que
entran en esta zona corren el riesgo de ser
blanco de los disparos del ejército israelí.
Los militares israelíes también disparan a
menudo contra los pescadores palestinos
para hacer cumplir la prohibición de pes-
car a más de tres millas náuticas de la costa
de Gaza, lo cual es sólo un indicio del per-
sistente control de Israel sobre las fronte-
ras y el espacio aéreo de Gaza”, continúa
el informe.
La pesca era un sector económico im-
portante en Gaza que proporcionaba pues-
tos de trabajo e ingresos a las familias
locales, “pero desde 2000, cuando se per-
mitía a los palestinos pescar hasta una dis-
tancia de 20 millas náuticas de la costa, las
autoridades israelíes han reducido progre-
sivamente la zona en que permiten faenar
a los pescadores palestinos”, y en la ac-
tualidad sólo se autoriza la pesca hasta las
tres millas náuticas.
Como potencia ocupante, Israel “tie-
ne el deber, en virtud del derecho inter-
nacional humanitario, de garantizar el
bienestar de la población de Gaza sin dis-
criminación, respetar los derechos huma-
nos de la población, incluido el derecho
a la salud, a la educación, al trabajo y a
un nivel de vida adecuado, lo cual inclu-
ye el derecho a la alimentación y a una vi-
vienda adecuada”, enfatiza el reporte de
AI, que calificó el bloqueo de Gaza como
“un castigo colectivo en virtud del dere-
cho internacional”.
“Al impedir la entrada de los materia-
les y el apoyo que se necesitan con urgen-
cia para la rehabilitación y reconstrucción
tras la operación Plomo Fundido, el go-
bierno de Israel sigue agravando el sufri-
miento de la población civil de Gaza y vio-
la sus obligaciones jurídicas vinculantes”,
concluye el informe.
A
P

p
h
o
t
o

/

K
h
a
l
i
l

H
a
m
r
a
A
P

p
h
o
t
o

/

H
a
t
e
m

M
o
u
s
s
a
Gaza. Infancia sitiada
Hospitales palestinos. Saturación, carencias...
48

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

I NTERNACI ONAL / MEDI O ORI ENTE
Bloqueo.indd 48 6/5/10 12:28 AM
Bloqueo.indd 49 6/5/10 12:28 AM
50

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Las tareas de Sísifo
O L G A P E L L I C E R
La indignación frente a Israel ha vuel-
to a sacudir al mundo. El ataque en aguas
internacionales a una flotilla de seis bar-
cos que se dirigía a llevar ayuda humani-
taria a la Franja de Gaza ha colocado en
primer plano la agresividad de las fuer-
zas armadas de Israel y la situación into-
lerable creada por el bloqueo que ese país
mantiene sobre un territorio donde habi-
tan más de 1 millón y medio de palesti-
nos. Ante semejantes expresiones de into-
lerancia, violatorias de los principios del
derecho internacional humanitario, el lla-
mado a las negociaciones que detengan el
horror y la violencia se hace más urgente.
Sin embargo, el escepticismo está presen-
te. Pocas circunstancias indican que se-
rá posible convencer a Israel de cambiar
sus ánimos guerreros; el viento sopla en
su contra, pero sus dirigentes no están dis-
puestos a cambiar de rumbo.
El ataque ha merecido una conde-
na generalizada; el aislamiento de Israel
dentro de la comunidad internacional es-
tá hoy más acentuado que nunca. Noto-
ria, porque en otras épocas era su mejor
aliado en el Mediterráneo, ha sido la reac-
ción de Turquía, uno de los países que con
mayor dureza ha criticado el ataque al lle-
var el caso al Consejo de Seguridad. De
acuerdo con el primer ministro Erdogan,
el asalto a los buques en alta mar ha sido
“un acto inhumano de terrorismo de Esta-
do”. Los hechos tendrán un impacto sobre
las complejas negociaciones diplomáticas
para aplicar sanciones a Irán. Por lo pron-
to, los problemas de ese país han pasado a
segundo término en el Consejo de Segu-
ridad. Cuando parecía haberse logrado el
consenso entre los miembros permanen-
tes para fortalecer sanciones económicas,
el conjunto de los representantes islámi-
cos siente que sería más urgente penalizar
a Israel. El ambiente se inclina ahora en
contra del enemigo más acérrimo de Irán,
el que mayormente lo acusa de mentir so-
bre las intenciones de su proyecto nuclear,
el que estaría dispuesto a usar armas de
destrucción masiva para impedir que pue-
da modificar las relaciones de poder mi-
litar que existen en esa parte del mundo.
El impacto más severo de lo ocurrido
en el Mediterráneo lo resiente la diploma-
cia de la administración Obama, uno de
cuyos ejes centrales ha sido la búsqueda
de entendimiento con el mundo islámico.
El meollo de esa diplomacia es el relan-
zamiento de las pláticas de paz entre pa-
lestinos e israelíes que desemboquen en el
reconocimiento de un Estado palestino ca-
paz de convivir en paz con Israel.
A pesar de las tensiones que han carac-
terizado a las relaciones entre Estados Uni-
dos e Israel en los últimos meses, debido
a la oposición estadunidense a los asenta-
mientos humanos en Jerusalén oriental y,
más recientemente, a la aceptación del se-
ñalamiento explícito contra Israel en el do-
cumento final de la conferencia de revisión
del TNP, los acercamientos preliminares al
inicio de pláticas de paz entre palestinos e
israelíes ya se están realizando. De hecho,
había la intención de anunciar el comienzo
de tales pláticas en la visita de Netanyahu a
Washington, que fue suspendida cuando és-
te debió regresar precipitadamente a Israel.
El mecanismo de acercamiento utilizado
hasta ahora han sido las llamadas “pláticas
indirectas” entre las dos partes, efectuadas a
través del representante especial de Obama,
George Mitchell, un diplomático de gran ex-
periencia que desempeñó un papel clave en
las negociaciones para un acuerdo de paz en
Irlanda del Norte.
Ahora bien, tales acercamientos se con-
ducen teniendo como interlocutor a la au-
toridad palestina, la cual no representa for-
malmente a los habitantes de Gaza, quienes
eligieron democráticamente como sus líde-
res a los miembros del grupo Hamas, consi-
derado un grupo terrorista por Estados Uni-
dos e Israel.
Los acontecimientos de los últimos días
han dejado claro que las pláticas de paz en-
tre palestinos e israelíes pasan por la solu-
ción del bloqueo a Gaza. Imposible seguir
ignorando los graves daños por carencias
de medicinas, materiales de reparación, ali-
mentos y todo tipo de recursos para la edu-
cación que sufren los habitantes de Gaza.
Imposible, también, seguir ignorando a
quienes formalmente encabezan el gobier-
no de ese territorio.
Es difícil imaginar a los dirigentes is-
raelíes dando un giro para conciliar y acep-
Análisis.indd 50 6/5/10 12:29 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 51
ANÁLI SI S
Y vino la masacre
N A R A N J O
tar el levantamiento del bloqueo sin garan-
tías del aniquilamiento del grupo Hamas.
Igualmente difícil es imaginar a los dirigen-
tes de Hamas aceptando la convivencia con
el Estado de Israel. La intransigencia está
en las dos partes.
Sin embargo, es Israel, por su indu-
dable poder militar, quien presenta los
obstácu los mayores a la conciliación. Ha-
ce algún tiempo que los dirigentes de ese
país han abandonado el objetivo de la con-
vivencia pacífica con sus vecinos como la
mejor garantía de sobrevivencia y seguri-
dad del Estado de Israel. Para ellos, según
ponen en evidencia acciones recientes, co-
mo el ininterrumpido bombardeo durante
semanas del territorio de Gaza, la seguri-
dad israelí se defiende a través de la fuer-
za militar, de la superioridad de sus fuer-
zas armadas, de la determinación y dureza
de sus ataques.
A tales antecedentes cabe sumar el he-
cho de que la diplomacia de la adminis-
tración de Obama sólo ejercerá presio-
nes cautelosas. Después de todo, no puede
cortar definitivamente con su mejor aliado
en el Medio Oriente ni ignorar el peso in-
terno de los cabilderos judíos, claves para
aprobar iniciativas en el Senado o realizar
elecciones en diversos distritos.
La negociación como alternativa al en-
frentamiento no tiene, pues, mucha viabi-
lidad en el Medio Oriente. Sin embargo,
aunque parezca una labor de Sísifo, no hay
más remedio que seguir intentándola. O
Análisis.indd 51 6/5/10 12:29 AM
52

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

¿Qué esconden?
D E N I S E D R E S S E R

Me quiero imaginar que si el SAT
no quiere que se difunda la lista de los be-
neficiados de la condonación de deudas,
es porque quiere cuidar la identidad de
‘doña Luchita’, quien pidió un dinerito pa-
ra abrir su fonda. O del ‘señor Juan’, quien
pidió para comprar herramienta para su ta-
ller. O de la ‘señora Socorrito’, quien pidió
para comprar su casa y que acaba de que-
darse sin empleo. O de ‘don Sebastián’,
que no ha terminado de pagar el taxi que
le acaban de robar.”
Así, en tono irónico, un ciudadano –a
través de una carta publicada en el perió-
dico– retrata la situación en que se en-
cuentra el derecho a saber en el país. Los
obstáculos políticos que enfrenta. La re-
ticencia institucional que impide su cum-
plimiento. Las argucias legales que son
colocadas a su alrededor. Aunque el acce-
so a la información es un derecho consa-
grado por la Constitución, hay demasia-
dos que buscan cercenarlo.
En lugar de promover la transparen-
cia, insisten en defender la opacidad.
No hay un caso más emblemático en
tiempos recientes que la pugna entre el
IFAI y el SAT. El primero insiste en que
los ciudadanos deben tener acceso a la lis-
ta de aquellos a quienes se les cancelaron
créditos fiscales por cerca de 74 mil millo-
nes de pesos por incobrables, mientras el
segundo argumenta que no es así. El pri-
mero intenta darle vida a un derecho cons-
titucional, mientras el segundo opta por
cercenarlo. Y el Tribunal de Justicia Fiscal
y Administrativa se une a quienes antepo-
nen la secrecía sobre la ayuda a la ciuda-
danía, cuando forma un frente común con
el SAT. Cuando, con su decisión, embiste
al IFAI en un intento por someter sus reso-
luciones. Cuando se para del lado de aque-
llos que, en lugar de dar plena vigencia al
derecho de acceso a la información, con-
tribuyen a su debilitamiento.
Creando así una situación surrealista
en la que un mexicano puede saber cuán-
to recaudan las autoridades fiscales, pero
no quiénes son los beneficiarios de esos
recursos sin fiscalización. Un ciudadano
puede saber el tamaño del presupuesto,
pero no el nombre de las empresas y los
empresarios premiados con exenciones
y regímenes fiscales especiales. Un con-
tribuyente puede enterarse de la cancela-
ción de créditos fiscales, pero no puede
tener acceso a la lista de los favorecidos,
ni conocer la razón detrás del favor. Se-
gún el SAT, por encima de la Constitu-
ción están el secreto bancario, la protec-
ción de la identidad, la protección de los
“derechos humanos”, y otros argumen-
tos espurios que usa para retener infor-
mación que debería ser del dominio pú-
blico. De esa manera, el gobierno decide
cúando, cómo y en qué circunstancias re-
conoce un derecho, en lugar de asegurar
que se cumpla siempre.
Los obstáculos a la transparencia van
en aumento. Los embates al acceso a la
información se dan cada vez más. Allí es-
tá la PGR, promoviendo reformas al có-
digo procesal penal para evitar el escruti-
nio del IFAI, y resistiendo demandas para
entregar la averiguación previa sobre la
matanza del 2 de octubre de 1968. Allí
están tantas dependencias del gobierno
federal argumentando que la información
solicitada es “clasificada” o “inexisten-
te”. Allí está la Cofetel negándose a deta-
llar su seguimiento en torno a si Telmex
ha cumplido las condiciones de su conce-
sión o no. Allí están los tribunales decla-
rando nulas varias partes de un fallo del
IFAI que ordenó hacer públicas las averi-
guaciones previas iniciadas contra Rosa-
rio Robles. Allí están los jueces colocan-
do trabas para evitar que la averiguación
previa que exoneró a los hijos de Marta
Sahagún sea del dominio público. De lo
que se trata es de entorpecer, de dificul-
tar, de demorar.
Ese es el comportamiento cotidiano
de quienes conciben la transparencia co-
mo una concesión discrecional en lugar
de considerarla un derecho fundamen-
tal. De quienes la perciben como un mal
necesario, y no como un ingrediente in-
dispensable. De quienes siguen pensan-
do que la información pública pertenece
a los burócratas gubernamentales y no es
propiedad de la ciudadanía. El cambio en
las leyes aún no ha generado un cambio
en la cultura, en las creencias, en las prác-
ticas de un Estado acostumbrado a igno-
rar las demandas de la sociedad. Los ciu-
dadanos todavía no pueden escrutar de
cerca a las instituciones ni entender el
impacto, el costo o el razonamiento de-
trás de las decisiones que los afectan.
Dice Jacqueline Peschard –presiden-
ta del IFAI– que la transparencia es un
componente fundamental de la consoli-
dación democrática. Es imperativo que
Análisis.indd 52 6/5/10 12:29 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 53
Greg a las urnas
J O H N M. A C K E R MA N
ANÁLI SI S
exista para obligar a quienes ejercen el
poder a actuar con mayor honestidad.
Para incentivar la participación de una
ciudadanía informada. Para promover
el interés público con base en informa-
ción creíble. Para mejorar el desempe-
ño de las instituciones gubernamenta-
les. Para construir pesos y contrapesos.
Para enseñarle a la sociedad sobre “el
derecho a tener derechos”. Un docu-
mento público tiene tanta importancia
democrática como una boleta electo-
ral, y puede contribuir al cambio inclu-
so más que un voto.
Quizás por ello la transparencia en-
frenta hoy tantas resistencias. Porque
hay demasiados intereses que proteger,
demasiadas decisiones discrecionales
que ocultar, demasiados favores per-
sonales que archivar, demasiados oli-
garcas que apuntalar, demasiadas prác-
ticas autoritarias que pocos quieren
modificar. En el SAT, en la PGR, en la
Cofetel, en los partidos, en la Secreta-
ría de Hacienda, en la Sedena, en las
gubernaturas de los estados. Ante esas
reticencias habrá que defender al IFAI,
así como al mandato que lo anima. Ha-
brá que exigir que los sujetos obligados
de la transparencia cumplan con ella y
exponer a quienes no lo hagan. Habrá
que argumentar que el supuesto daño a
la privacidad fiscal no sería mayor que
el interés público por transparentar la
forma en que el SAT determina la can-
celación de créditos fiscales. Y habrá
que seguir preguntando, una y otra vez:
¿qué esconden? O
Si los magistrados del Tribunal Elec-
toral del Poder Judicial de la Federación
(TEPJF) valoran en algo la congruencia,
tendrían que restituirle a Greg Sánchez
sus derechos políticos y permitir que los
ciudadanos de Quintana Roo con toda li-
bertad decidan quién será su próximo go-
bernador. En dos casos recientes (Martín
Orozco, en Aguascalientes y Jorge Hank
Rhon, en Baja California), los magistra-
dos electorales han demostrado un claro
compromiso con la defensa del derecho a
ser votado, aun ante disposiciones legales
expresas que lo restringirían. Si nuestros
jueces electorales no proceden de la mis-
ma forma en este caso, confirmarían las
sospechas acerca de su falta de imparciali-
dad e independencia.
Hace apenas tres semanas, el 13 de
mayo, el TEPJF ordenó al Instituto Elec-
toral de Aguascalientes registrar la candi-
datura para gobernador de Martín Orozco,
del Partido Acción Nacional (PAN), a pe-
sar de que existe un “auto de formal pri-
sión” en su contra. En su sentencia, los
magistrados parten de una valoración de
la histórica reforma constitucional en ma-
teria de justicia penal publicada en el Dia-
rio Oficial de la Federación el 18 de junio
de 2008, que incluyó explícitamente en el
artículo 20 de la Carta Magna el principio
de presunción de inocencia y se estable-
ció un proceso penal acusatorio. Asimis-
mo, recuerdan que a partir de esta reforma
constitucional ya ni siquiera se habla del
“auto de formal prisión” sino únicamente
del “auto de vinculación a proceso”.
De acuerdo con los magistrados, habría
que reinterpretar el artículo 38, fracción II
de la Constitución federal, y las disposi-
ciones locales correspondientes, que se re-
fieren a la pérdida de derechos a partir del
auto de formal prisión, ya que esta dispo-
sición viola tanto la letra como el espíri-
tu del nuevo sistema penal. También recu-
rren a instrumentos internacionales como
la Declaración Universal de los Derechos
Humanos, el Pacto Internacional de Dere-
chos Civiles y Políticos, y la Convención
Americana sobre Derechos Humanos que
protegen de manera clara y contundente el
derecho fundamental a ser votado.
Sin embargo, de manera cuestionable la
sentencia también argumenta que este de-
recho sólo se protege cuando el inculpa-
do puede seguir su proceso penal en liber-
tad. Aquí el TEPJF entra en un terreno muy
riesgoso cuando pretende “tasar” la presun-
ción de inocencia de acuerdo con la grave-
dad del delito. Para los magistrados, la pre-
sunción de inocencia pesa más para quien
está acusado de un delito menor, que para
quien lo está de un delito más grave.
Pero desde un punto de vista jurídi-
co este argumento es falaz ya que viola el
principio de igualdad ante la ley plasmado
en el artículo primero de la Constitución.
Tal y como el mismo TEPJF indica en otra
parte de la misma sentencia, “el principio
de presunción de inocencia rige para todas
las personas sin distinción alguna”. Por lo
tanto, “no es admisible un trato diferencia-
do en la aplicación de ese principio”.
En el caso de la candidatura del priis-
ta Jorge Hank Rhon para la gubernatura
de Baja California, el TEPJF también de-
mostró un activismo importante al inapli-
car una disposición explícita de la Cons-
titución de Baja California que prohibiría
a Hank Rhon ser candidato. El artícu-
Análisis.indd 53 6/5/10 12:29 AM
54

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

lo 42 de la Constitución local (la famosa
“ley antichapulín”), impide a los presiden-
tes municipales, diputados y senadores
ser candidatos a gobernador “durante to-
do el periodo para el que fueron electos,
aun cuando se separen de sus cargos”. Una
aplicación estricta de esta disposición hu-
biera descalificado a Hank Rhon, pues to-
davía no terminaba su periodo como pre-
sidente municipal de Tijuana.
Sin embargo, los magistrados electo-
rales federales decidieron desconocer es-
te texto constitucional ya que en su opi-
nión la prohibición es “desproporcional,
innecesaria y falta de idoneidad” y “no en-
cuentra justificación en el sistema jurídi-
co al que pertenece”. De manera similar al
caso Orozco, también recurren a los trata-
dos internacionales más importantes en la
materia para respaldar su argumentación.
Ahora bien, resultaría contradictorio
y paradójico, para decir lo menos, que los
mismos magistrados que hicieron hasta lo
imposible por defender el derecho a ser vo-
tado de un par de candidatos muy cuestio-
nados del PRI y del PAN, hoy súbitamente
decidan cambiar de criterio para seguir una
línea interpretativa restrictiva y formalista
que aplicarían en el caso de Sánchez. Tal y
como los mismos magistrados argumentan
en la sentencia del caso Orozco, “la inter-
pretación literal no puede acogerse sin más,
porque conduce a una conclusión inadmi-
sible frente al sistema constitucional y le-
gal que enmarca el derecho al voto pasivo.”
Como en Quintana Roo la legisla-
ción electoral no establece una fecha
límite para la sustitución de candida-
tos a puestos de elección popular por
causas de inhabilitación, como es el
caso de Gregorio Sánchez Martínez,
la coalición que lo postuló para la gu-
bernatura tiene hasta el 1 de julio –tres
días antes de los comicios– para nom-
brar a otro. Ello así para que, en ese
corto periodo, el órgano electoral ve-
rifique el cumplimiento de los requi-
sitos y celebre la sesión para otorgar-
le el registro.
En este caso, la demora para susti-
tuir a Sánchez Martínez no es jurídica,
sino política. En esa entidad la campa-
ña para gobernador es de sólo 56 días,
de los cuales el candidato de la mega
alianza Todos por Quintana Roo, in-
tegrada por el PRD, PT y Convergen-
cia, cubrió 21, hasta su aprehensión el
25 de mayo. Quien lo reemplace sólo
podrá iniciar sus actividades electora-
les a partir de que el Instituto Electoral
del Estado de Quintana Roo (Ieqroo)
le otorgue el registro, lo que, en teoría
sucedería dos días después de que la
coalición haga la solicitud formal.
Y aun cuando los dirigentes de los
partidos de la alianza Todos por Quin-
tana Roo manifiestan su inconformi-
dad por este mecanismo, si se inclina-
ran por la panista Alicia Concepción
Ricalde Magaña tendrían problemas,
éstos sí de índole jurídica, para regis-
trarla como su candidata.
La razón: la fecha límite para ma-
Otra vía por medio de la cual el aban-
derado del PRD, PT y Convergencia po-
dría salvar su candidatura es con un amparo
contra la decisión del juez de suspender sus
derechos políticos a partir del auto de for-
mal prisión. Si bien existe una jurispruden-
cia clara en la materia que el juez está obli-
gado a seguir (DERECHOS POLÍTICOS.
DEBEN DECLARARSE SUSPENDI-
DOS DESDE EL DICTADO DEL AUTO
DE FORMAL PRISIÓN. Tesis 171/2007),
también es cierto que esta jurisprudencia se
estableció antes de la publicación del nue-
vo texto del artículo 20 constitucional en
2008. Por lo tanto, el amparo del candi-
dato podría ser un caso clave que permi-
ta a la misma Suprema Corte de Justicia
de la Nación modificar sus criterios juris-
prudenciales, a partir de las reformas a la
Constitución.
En un artículo reciente publicado en
la prensa nacional, la presidenta del TE-
PJF, María del Carmen Alanís, escribió
que ha llegado el “momento de confiar” en
las instituciones electorales del país. Ha-
bría que recordarle a ella y a sus colegas
magistrados que la confianza no se logra
por decreto, sino que se conquista por me-
dio de una actuación consistente e inde-
pendiente. Sólo así podrán ganarse la con-
fianza de una ciudadanía que se mantiene
alerta y crítica de la institucionalidad real-
mente existente en nuestro país. O
www.johnackerman.blogspot.com
Análisis.indd 54 6/5/10 12:29 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 55
Quintana Roo: La coalición indecisa
J E S Ú S C A N T Ú
ANÁLI SI S
nifestar ante el Ieqroo la constitución de
una coalición –esta vez con la participa-
ción del PAN– venció el 19 de marzo y
las asambleas o reuniones de los órganos
facultados de los partidos políticos coali-
gados debieron realizarse entre el 21 de
marzo y el 5 de abril. De prosperar la pro-
puesta de la mega alianza, el respaldo só-
lo será simbólico, pues el nuevo partido
ni siquiera podrá incorporarse a la propa-
ganda electoral de Ricalde Magaña.
Además, el consejo general del Ieqroo
aprobó el 30 de mayo el modelo de bole-
tas electorales para la jornada del próximo
4 de julio en las cuales aún aparece Sán-
chez Martínez como el abanderado de la
coalición integrada por el PRD, PT y Con-
vergencia. Y pese a que la sustitución de
candidato debió hacerse antes de la impre-
sión de las boletas, la ley permite aún mo-
dificar el nombre del candidato… pero el
tiempo apremia.
En su artículo 133, la Ley Electoral
del Estado de Quintana Roo señala que
una vez registrados los candidatos –el de
los aspirantes a gobernador venció el 1
de mayo– sólo podrán ser sustituidos por
“causas de fallecimiento, inhabilitación,
incapacidad, renuncia o por resolución
de los Órganos Directivos Estatales del
partido político que corresponda. Para la
corrección o sustitución, en su caso, de
las boletas electorales, se estará a lo dis-
puesto en esta Ley”
En el artículo 162 la misma norma
apunta: “En caso de cancelación o sus-
titución del registro de uno o más candi-
datos, las boletas electorales serán corre-
gidas en la parte relativa. Sin embargo,
si las boletas estuvieran impresas o no
se pudiera efectuar la corrección, los vo-
tos contarán para los partidos políticos o
coaliciones y para los candidatos que es-
tén legalmente registrados ante el Conse-
jo General, al momento de la elección”.
Otro de los inconvenientes por no re-
gistrar con oportunidad al nuevo candi-
dato es que no estará en el debate entre
los otros aspirantes a la gubernatura, que
deberá efectuarse entre el 14 y el 30 de
junio. Con base en el reglamento, el con-
sejero Jorge Chan Cob, presidente de la
Comisión de Partidos Políticos y Radio-
difusión del Ieqroo, la convocatoria pa-
ra dicho debate se lanzará antes del 10 de
junio, por lo que corresponde a los con-
tendientes ratificar su disposición a parti-
cipar antes del día 14.
Si bien Sánchez Martínez tiene aún la
vía del amparo de la justicia federal con-
tra el auto de formal prisión, así como la
del juicio para la protección de los dere-
chos político-electorales del ciudadano
ante el Tribunal Electoral del Poder Ju-
dicial de la Federación. No obstante, es-
ta última, de acuerdo con los anteceden-
tes de su caso (Proceso 1752), no parece
transitable mientras esté privado de su li-
bertad. No obstante, si la justicia federal
le concede el amparo, Sánchez Martínez
conservaría sus derechos políticos y po-
dría ser candidato.
Desde el punto de vista jurídico, la es-
pera del fallo de las instancias jurisdiccio-
nales no representa ningún problema para
la alianza Todos por Quintana Roo, pues
aún hay tiempo para el reemplazo de as-
pirante a gobernador ante el Ieqroo. Sin
embargo, el impacto en las votaciones de
los partidos que la conforman será noto-
rio, sobre todo porque la falta de conten-
dientes propios para diputados de mayo-
ría relativa y alcaldes los ha debilitado.
Así, por ejemplo, en ocho distritos los
candidatos son de coalición amplia: PAN,
PRD, PT y Convergencia, mientras que en
los otros siete distritos uninominales, ca-
da partido presentó sus propios candida-
tos. El PRD lo hizo en dos, el PT en cinco
y Convergencia en uno. Por lo que atañe
a los nueve municipios, en seis de ellos
los abanderados son de coalición amplia,
mientras que el PT inscribió a dos candi-
datos propios, el PRD a uno y Convergen-
cia no tuvo ninguno.
Por tanto, demorar el reemplazo de
Sánchez Martínez puede contribuir to-
davía más al desplome de la alianza To-
dos somos Quintana Roo. Si en los comi-
cios federales la izquierda se convirtió en
la primera fuerza en ese estado peninsu-
lar, al obtener más de 145 mil votos (alre-
dedor de 40% de los sufragios emitidos),
en las jornadas estatales subsiguientes se
derrumbó a la cuarta posición. Y ahora
que buscaba reposicionarse al lanzar en
coalición a Gregorio Sánchez Martínez
el escenario se tornó crítico a raíz de la
detención de su candidato.
La indecisión en las direcciones de
los partidos coaligados puede borrar a la
izquierda de las preferencias electorales
y de los puestos de elección popular en
Quintana Roo. O
Análisis.indd 55 6/5/10 12:29 AM
56

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Universidades públicas y “patito”
A X E L D I D R I K S S O N
ANÁLI SI S
En un evento cargado de ironías his-
tóricas, hace unos días (del 30 de mayo
al 1 de junio) se realizó la más impor-
tante reu nión de rectores y representan-
tes de redes y asociaciones universitarias
iberoamericanas, convocada por Univer-
sia, que auspicia el banco Santander, en
el marco de los festejos del Bicentenario
de la Independencia.
Se trató de una reunión que hubiera sido
insólita hasta hace algunos años, pues este
grupo financiero tuvo la capacidad de con-
vocar a miles de representantes de institu-
ciones de educación superior, sobre todo de
América Latina y el Caribe, con la cobertu-
ra organizativa de dos universidades públi-
cas, la UNAM (que tuvo la presidencia del
encuentro) y la Universidad de Guadalaja-
ra (que fue la sede). Como orador principal
se invitó al intelectual más representativo
de la historia anticolonial y del mundo in-
dígena de nuestros tiempos, doctor Miguel
León Portilla, quien, además de sustentar la
vigencia de la universidad pública y autó-
noma, se fue en contra de las universidades
privadas “patito”, en un auditorio en donde
había decenas de ellas.
Con todo, este encuentro fue altamente
representativo del debate actual que viven
las universidades en la región y plasmó, de
manera sustanciosa, su agenda autonómi-
ca. En lo fundamental, los rectores y re-
presentantes de las instituciones de educa-
ción superior de Iberoamérica enfatizaron,
entre otros, los asuntos de alta decisión del
Estado.
El más apremiante fue el del financia-
miento y el modelo económico que lo sus-
tenta. De forma destacada, el rector de la
UNAM, doctor José Narro, señaló que el
actual ya es “inservible” porque está gene-
rando “numerosas crisis” y “situaciones fa-
llidas nacionales”. Por ello, urgió a que las
universidades pasen de mantenerse como
agentes de transmisión y generación de co-
nocimientos, a ser actores activos en la eje-
cución de soluciones locales, nacionales y
regionales, y demandó: “presupuesto y com-
prensión para la educación superior pública,
es lo que exigimos”, enfrente de Felipe Cal-
derón y de los dueños del banco Santander.
El otro tema que más resonó fue el de
la vigencia de la universidad pública fren-
te a la privada. El investigador emérito de la
UNAM León Portilla, en su alocución ma-
gistral, propuso que a las escuelas “patito”
no se les permita usar el nombre de univer-
sidades, porque, dijo, “hay entre nosotros
no pocos negocios con supuestos propósi-
tos educativos cuyo interés primordial es el
lucro. Me refiero a los que en México son
conocidos como universidades ‘patito’, di-
minutivo irónico muy elocuente”. Hubo,
por supuesto, reacciones de las escuelas
privadas, que quedaron sólo en eso.
Otro aspecto abordado fue el de la vio-
lencia. En México, dijo el doctor Rafael
López Castañares, secretario general de la
ANUIES, las instituciones de educación
superior viven en una condición de ries-
go permanente, sobre todo en Tamaulipas,
Chihuahua, Sinaloa, Nuevo León, More-
los y Michoacán. Ante ello, anunció que
se están tomando medidas al respecto (ins-
talación de cámaras y perímetros de segu-
ridad) y organizando un encuentro de uni-
versidades para tocar el tema en este mes.
El siguiente fue el del impulso a un “es-
pacio común iberoamericano del conoci-
miento”. Es de destacarse que con todo y
que el mismo lleva años de discusión, se es-
tá avanzando en temas de gran importancia.
Se mencionó uno: el de la creación de una
editorial universitaria birregional. Su im-
portancia está fuera de duda, pero sobre to-
do cuando se halla en marcha el gran nego-
cio de los “e-libros” desde España.
Se hizo igualmente referencia a la posi-
bilidad de ampliar los marcos de movilidad
de estudiantes y académicos, a la coope-
ración para socializar las fronteras del cono-
cimiento científico-tecnológico, así como a
cerrar las brechas digitales y permitir la ho-
mologación de títulos y cursos. O
Análisis.indd 56 6/5/10 12:29 AM
Análisis.indd 57 6/5/10 12:29 AM
58

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

L
a exhumación de las osamentas
de 12 héroes que se encontra-
ban en la Columna de la Inde-
pendencia reanimó la polémica
por la “frivolidad” y el “desati-
no” con que el gobierno cal-
deronista festeja el Bicentenario, y revivió
–además– el viejo debate sobre su identidad y
autenticidad, así como sobre el incierto des-
tino que tuvieron los de José María Morelos.
Tras de que el domingo 31 de mayo Fe-
lipe Calderón encabezó la ceremonia en la
cual se retiraron de la Columna las nueve ur-
nas con los restos de los próceres, se les rin-
dieron “honores militares” y, en un “cortejo
fúnebre” por Paseo de la Reforma, se trasla-
daron a un laboratorio instalado ex profeso
en el Museo Nacional de Historia en el Cas-
tillo de Chapultepec, mucho se ha escrito en
los medios y en internet sobre el asunto.
No faltó quienes vieran el hecho como
otro acto de “pan y circo” que no aporta al
logro de los propósitos de justicia social, li-
bertad o igualdad que motivaron la lucha in-
surgente, y han exigido a las autoridades que
dejen de “manosear” a los héroes y les permi-
tan “descansar en paz”, pues la verdadera for-
ma de honrarlos es hacer realidad sus ideales.
Entrevistada vía telefónica, la historia-
dora Guadalupe Jiménez Codinach, espe-
cialista en el periodo independentista, doc-
torada en la Universidad de Londres, autora
de libros como México. Su tiempo de nacer.
1750-1821 y Los proyectos de una nación,
1821-1888, así como curadora de diversas
exposiciones históricas, expresa su desa–
cuerdo con actos donde los políticos se “to-
JUDITH AMADOR TELLO
de los héroes
Como una pifia más del gobierno federal en su pos-
tura frente a los centenarios fue recibido el hecho de
que las osamentas de los próceres de la Independen-
cia fueran exhumados y vayan a ser exhibidos en Pa-
lacio Nacional, tras su previa identificación. “A mí no
me gusta todo ese culto, por eso digo que con muchí-
simo respeto se analicen los restos y se les vuelva a
poner en su lugar”, señala la especialista en estudios
independentistas Guadalupe Jiménez Codinach.
O
c
t
a
v
i
o

G
ó
m
e
z
man la foto” que “para qué demonios sirve”.
No se imagina que los franceses pu-
dieran hacer algo semejante, sacando los
restos de Napoleón de su sarcófago en el
Palacio Nacional de Los Inválidos para pa-
searlos por Les Champs-Élysées.
Según información oficial del Insti-
tuto Nacional de Antropología e Historia
(INAH), los restos corresponden a Miguel
Hidalgo, Ignacio Allende, Juan Aldama,
José María Morelos, Mariano Matamoros,
Mariano Jiménez, Xavier Mina, Vicente
Guerrero, Leona Vicario, Andrés Quintana
Roo, Nicolás Bravo y Guadalupe Victoria.
Añade que un equipo de especialistas
encabezados por Lilia Rivero Weber, coor-
dinadora nacional de Conservación del Pa-
trimonio Cultural, y José Antonio Pompa,
director de Antropología Física, del INAH,
realizarán estudios para determinar el esta-
do físico de las osamentas, así como sus ca-
racterísticas de edad, estatura, sexo, etno-
genética, variantes anatómicas, huellas de
enfermedad y fracturas, entre otras.
Al concluir los estudios (se calculan tres
meses), los vestigios se llevarán a Palacio Na-
cional para su exhibición en una galería que,
según el jefe del Ejecutivo, “se está constru-
yendo”, y donde se presentará la muestra
México 200 años, la patria en construcción.
Pasadas “las fiestas del Bicentena-
rio”, serán devueltos a la Columna de la
Independencia.
Se ha descartado el estudio de ADN pa-
ra determinar a qué personaje corresponde
cada uno de los restos, pues no todos tienen
descendencia. Así que volverán a su mau-
soleo en el mismo anonimato en el cual sa-
lieron y ha dado pie por años a historias en
las que se pone en duda quién es quién, y
hasta la autenticidad de los restos.
Duros de roer
En el libro Ignacio Ramírez. El Nigroman-
te. Memorias prohibidas, de Emilio Arella-
no, se cuenta que el propio hijo de Morelos,
Juan Nepomuceno Almonte, al irse al exilio
Estos huesos que ves:
el ritual fúnebre
La acción, “para tomarse la foto”
Cultura-1753.indd 58 6/5/10 12:32 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 59
en París, Francia, decidió llevar consigo los
restos del prócer, por lo cual pudieran en-
contrarse en el cementerio Père-Lachaise, si
es que Almonte no los arrojó al mar durante
la travesía (véase recuadro).
El presidente de la Comisión del Bicen-
tenario del gobierno de la Ciudad de Méxi-
co, Enrique Márquez, le entró a la polémi-
ca (diario La Razón) al recordar que durante
el gobierno de Carlos Salinas de Gortari, el
propio José Manuel Villalpando, encargado
ahora de la Comisión Nacional Organizado-
ra de las Conmemoraciones de 2010 a nivel
federal, fue comisionado para ir a indagar al
cementerio de Montparnasse, en París.
El historiador José Antonio Crespo
evocó también ese hecho del gobierno sa-
linista (Excélsior), para recordar que en-
tonces Villalpando aseguraba que los res-
tos de Morelos se hallaban en París y ahora
afirma que están entre los exhumados en la
Columna de la Independencia.
Para Jiménez Codinach constituye un
error haber asumido que Almonte se lle-
vó los restos al exilio –enojado porque ha-
bía terminado el imperio de Maximiliano
de Habsburgo, al cual sirvió–, razón por la
cual Villalpando consiguió dinero para ir a
París a buscarlos:
“Cuando hicieron eso, Ernesto Lemoi-
ne, otro historiador y yo les advertimos, y
no se llegó a nada. El error está en no saber
historia ni cronología ni nada: Cuando se va
Almonte, más o menos en marzo de 1866,
con una misión encargada por Maximiliano
y Napoleón III, no sabía que el imperio iba
a acabarse. ¿Cómo se iba a llevar unos hue-
sos yéndose al exilio porque se acabó el im-
perio, si faltaban un año y meses para el fin?
Asumieron todo mal, y claro, cuando fue-
ron a escarbar no encontraron nada.”
Agrega que varios historiadores coinciden
en que los huesos de Morelos sí son los del
Ángel de la Independencia. Antes estuvieron
en el Altar Mayor de la Catedral Metropolita-
na, más de 100 años, desde 1823 hasta 1925.
En 1865 fueron exhumados de ahí porque el
Ayuntamiento de la Ciudad de México quiso
hacerles un homenaje y para desempolvarlos,
quitarles la telaraña y demás, literalmente los
lavaron y ahí fue donde se revolvieron los hue-
sos y ya no se supo quién era quién.
Se tiene la certeza, dice, de los cuatro hé-
roes cuyas cabezas colgaron en las esquinas
de la Alhóndiga de Granaditas en Guanajua-
to (Aldama, Allende, Hidalgo y Jiménez),
porque las calaveras a la intemperie sufrie-
ron un deterioro distinto; además, al haber si-
do cortadas después de su fusilamiento, pre-
sentan determinada forma.
A la historiadora le han comentado es-
pecialistas del INAH que la decisión de re-
tirar los restos de la Columna de la Inde-
pendencia, se debió a que el monumento
tiene problemas de humedad y era urgente
aplicarles una solución para estabilizarlos
y evitar que se siguieran desmoronando.
E
n el libro Ignacio Ramírez. El Nigro-
mante. Memorias Prohibidas (Pla-
neta 2009), escrito por su bisnieto
Emilio Arellano, se cuenta sobre el
destino de los restos de José María Morelos,
El Siervo de la Nación. Dice que el 19 de ju-
lio de 1823 se inauguró “la que sería la pri-
mera Rotonda de los Hombres Ilustres, en la
cripta bajo el Altar de los Reyes de la Catedral
Metropolitana de la Ciudad de México”, con
el fin de que descansaran en ella los restos
del prócer, pero como había sido excomulga-
do y juzgado por el tribunal de la Santa Inqui-
sición, “el clero se opuso con amenazas a su
inhumación”.
Aún no se promulgaban las Leyes de Re-
forma, por lo cual los panteones eran contro-
lados por la Iglesia católica. Para evitar que
ésta profanara la tumba de Morelos, sus res-
tos fueron cambiados por los del también in-
surgente Pedro Moreno. Juan Nepomuceno
Almonte, hijo de Morelos, guardó los restos
de su padre “en una caja de metal, con un so-
lo candado, que yacía en un baúl forrado de
terciopelo rojo con remaches de plata”. Nun-
ca se desprendía de esa caja aun cuando via-
jara al extranjero, y cuando no la llevaba, la
ocultaba en un piso falso en su recámara:
“Después de la Intervención francesa, ya
derrotado, considerado traidor a México y al
pueblo, al que tantos servicios prestó su pa-
dre, Juan Nepomuceno Almonte recibió la vi-
sita de un grupo de masones mexicanos –Los
Enviados– en París. Lo urgieron a que permi-
tiera el descanso final de su padre, en el lu-
gar que él determinara. Almonte se negó ter-
minantemente y ocultó la caja de terciopelo
rojo.”
Cuenta Arellano que la viuda de Almonte,
Dolores Quesada, adquirió una propiedad en
el cementerio Père-Lachaise, de París, donde
descansaría el hijo de Morelos. Y que en una
carta interceptada por el gobierno de Benito
Juárez el propio Amonte narró:
“Se depositó aquí al gran hombre, con
el único santo y seña de una cruz atravesa-
da por la M de María que representa el padre
y la madre. En la discreción estará la seguri-
dad, dos niveles abajo y a la derecha encon-
trarán, no esperen obviedad en la cuestión”,
en lo que se considera una alusión al héroe
insurgente.
Se presume, según testimonio de Los
Enviados, que el mismo Almonte, al llegar a
Francia, adquirió la cripta y sepultó los restos
de su padre. Pero él mismo no descansa ahí,
pues por ser tan “desordenado, desconfiado
y mezquino”, guardó el título de propiedad
de la tumba con otros documentos, inclui-
dos sus memorias y testamento, de tal suer-
te que su propia viuda no pudo encontrarlos
y terminó por sepultarlo en la Iglesia de San
Felipe, en París. Se dice que incluso debió
tramitar un intestado, “lo que confirma la ver-
sión antes relatada respecto a la pérdida de
los documentos”.
Por esos años, un tío de la familia Ramí-
rez, José Prefecto Mateos, fungió como secre-
tario y magistrado en el Tribunal Superior de
Justicia de la Ciudad de México. Él y el aboga-
do de la familia Juárez, Ramón Rodríguez, per-
sona muy respetada, afirmaron que la viuda de
Almonte, por medio de su representante legal
en México, nunca pudo recuperar unos inmue-
bles de su propiedad en la Ciudad de Méxi-
co, en la calle de Venegas, porque su difun-
to esposo ocultó las escrituras públicas al salir
del país.
El bisnieto de El Nigromante conside-
ra responsables de la salida de los restos de
Morelos del país a los clérigos Clemente de
Jesús Munguía, Pelago Antonio de Labastida
y Dávalos y otros “de esa época oscura de la
historia nacional” por impedir darle sepulcro
aquí. Incluso cita una carta que el clero dirigió
a Maximiliano, catalogada por Celia Gutié-
rrez Ibarra, del Instituto Nacional de Antropo-
logía e Historia (INAH), en la cual se pedía la
abrogación de la ley de cementerios, expe-
dida por Benito Juárez el 31 de julio de 1859
y puesta en vigor por los regentes del impe-
rio mexicano Juan Nepomuceno Almonte y el
general Mariano Salas (documento 321, Ca-
tálogo INAH).
“En dicha carta, fechada el 31 de mar-
zo de 1865, el clero afirmaba que los cemen-
terios eran lugares ‘benditos’ que se profana-
ban al sepultar en ellos a herejes, cismáticos,
apóstatas y excomulgados. También decía
que estos últimos debían ser separados de
judíos protestantes y musulmanes... Esa fue
la razón, aparentemente, por la que Almonte
nunca pudo enterrar a su padre en ningún ce-
menterio o iglesia en territorio nacional.”
Y menciona finalmente dos versiones so-
bre el destino de los restos de Morelos. La
primera, contada por Guillermo Prieto a la fa-
milia Ramírez, señalaba que “los señores La-
cunza y Gómez de la Cortina, miembros de la
Academia de Letrán, de manera discreta re-
firieron que la marquesa Calderón de la Bar-
ca, amiga del señor Almonte, relató que cada
Versión de los Ramírez
Los restos de Morelos:
CULTURA
Cultura-1753.indd 59 6/5/10 12:32 AM
60

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

22 de diciembre, entre 1835 y 1841, Almon-
te asistía secretamente, y por la noche, con
varios veteranos de la insurgencia a una ca-
pilla de la iglesia de La Profesa, antes Com-
pañía de Jesús, a celebrar, en honor del in-
signe Morelos, misas de cuerpo presente.”
Se considera que en ese templo esta-
ban los restos de Morelos, enterrado ba-
jo el nombre de un familiar de los Almonte,
en una capilla en la cual había una imagen
de la virgen de Guadalupe y un altar dedica-
do a san Felipe de Jesús, del cual fue devo-
to Almonte.
“Antes de promulgarse las leyes de
Reforma, el clero tapó la entrada a los tú-
neles subterráneos de La Profesa para
ocultar en ellos una gran cantidad de valo-
res y dinero que nunca pudo recuperar. La
entrada a las criptas no se salvó de esa ac-
ción. La marquesa de Calderón de la Barca
presentó a Juan N. Almonte con amistades
europeas que años después le permitie-
ron intimar con Napoleón III, emperador
de Francia. Se trataba del barón de Ciprey,
M. de Mercier, monsieur Brincourt y mon-
sieur Devereux, quienes al final del imperio
mexicano, en 1865, aconsejaron a Almonte
exiliarse en Francia, donde murió. Almon-
te exhibió los restos de algunos familiares.
En 1865 Almonte estuvo una semana en
Carácuaro, después de que sacó los res-
tos de su padre de Palacio Nacional. María
Ramona Galván era pariente de la madre
de Lino Ramírez (padre de El Nigromante),
María Josefa Galván.
El Nigromante recibirá un homenaje in
memoriam en su natal San Miguel de Allen-
de, Guanajuato, del 19 al 22 de junio próxi-
mos. (JAT) O
Pero considera que es una buena oportuni-
dad entonces para hacerles un serio análi-
sis y determinar sus causas de muerte:
“Por ejemplo, a Hidalgo, que se sabe
que sí está ahí, no le dispararon el tiro de
gracia en la cabeza. Le dieron tres descar-
gas que prácticamente le desbarataron el es-
tómago y estaba tosiendo mucho, entonces
el jefe del pelotón pidió que le dieran un ti-
ro directo en el corazón, por lo cual su cala-
vera no debe tener hoyo en el hueso frontal.”
Lo pertinente, a su juicio, sería cotejar
los huesos con los partes militares de cada
ejecución, porque se sabe que tratándose
de órdenes como esa debía haber un testi-
monio de que se había cumplido la sen-
tencia. Algunos de estos partes se encuen-
tran en el Archivo General de la Nación y
describen cómo murieron, de qué heridas,
cuántas balas recibieron, etcétera.
No duda Jiménez Codinach que con las
nuevas técnicas forenses se pueda determi-
nar también la edad, pues no es lo mismo un
hombre cercano a los 30 años como fue Mina,
que uno de 50. Como historiadora, le gusta-
ría incluso que se determinara si padecían de
alguna enfermedad, como diabetes, hiperten-
sión, artritis, cáncer, si hay evidencia científi-
ca para establecer que Morelos padecía cier-
tamente de migrañas y por qué.
Y con las modernas técnicas digitales
se podría, incluso, a partir de la morfolo-
gía de su calavera, reconstruir su rostro.
Ése sería un gran avance, pues no se tienen
retratos de los héroes, y precisa que ningu-
no de los pintados que se exhiben en mu-
seos como el Nacional de Historia, fueron
hechos en vida. Morelos sí se hizo uno en
1813. Mina también, en Londres, en 1815,
pero el resto, Allende, Jiménez, Aldama e
incluso el mismo Hidalgo, han sido un po-
co inventados por los pintores.
Ni orgullos ni 200
La historiadora enfatiza que valdría la pe-
na determinar quiénes son y quién realmen-
te está ahí. Podría incluso tratarse de otros
personajes, como Pedro Moreno. Está con-
vencida de que sí son independentistas, pe-
ro relata que en 1823 el Congreso Nacio-
nal declaró Beneméritos de la Patria a 13
héroes, entre quienes no se incluyó a Leo-
na Vicario ni a Josefa Ortiz de Domínguez.
Se pregunta entonces si estos 12 de los que
se habla ahora tienen que ver con aquéllos
y en qué momento se llevaron los restos de
Vicario y del esposo de doña Josefa, Andrés
Quintana Roo, al Ángel.
–Si se trataba de una medida de conser-
vación, ¿hacía falta toda esa ceremonia?
–¡Noo! Lo que pasa es que les gusta
unirse a los políticos para que les tomen
la foto. A mí no me gusta todo ese culto,
por eso digo que con muchísimo respeto
se analicen los restos y se les vuelva a po-
ner en su lugar. Claro, hay que arreglar la
Columna primero, para que no tenga hu-
medad, porque eso sí los daña.
Si ya los retiraron de ahí, subraya, hay
que aprender algo con las nuevas técnicas
y saber quién sí está y quién no, porque,
dice, ciertamente durante mucho tiempo
se creyó que Almonte se había llevado los
huesos cruzando el mar. Ella supone que,
en todo caso, pudieran haber sido llevados
a una iglesia cercana.
–¿Entonces realmente no se sabe si
Morelos está o no?
–Es que se hizo una revoltura tremenda.
Ahora, si El Nigromante lo escribe, debe-
mos recordar que fue hacia finales del XIX y
además Almonte era su enemigo. A lo mejor
lo acusan de algo totalmente falso, porque
insisto: Él no podía saber en 1866 que el im-
perio se iba a acabar un año y pico después.
Al final, lo importante de todo, y parti-
cularmente de los festejos del Bicentenario,
es que “debieran ser para hacernos ver por
el bienestar de la mayoría de la gente: No
hay trabajo para los jóvenes, no tienen lu-
gar dónde estudiar... ¿a dónde van a caer?”.
Expresa su molestia porque el gobierno
de Guanajuato vaya a gastar 39 millones de
pesos en una Victoria Alada que construi-
rá en el llamado Parque Bicentenario, entre
Silao y la ciudad de Guanajuato:
“En eso sí debemos insistir como so-
ciedad: ¡Señores, no necesitamos eso! Ne-
cesitamos fuentes de trabajo, tener liber-
tad, dignidad, que nos indignemos con
hechos como el del pobre hombre que ma-
taron en San Isidro, pero quedarnos calla-
dos ¡por Dios, que es inadmisible!”
Reprueba también por históricamente
falsa la campaña gubernamental que reza
que se cumplen “200 años de ser orgullo-
samente mexicanos”, cuando el término
mexicano no se usaba hace dos siglos, y
en 1810 no se consiguió la independencia:
“Son clichés de la propaganda y pare-
ce que estamos en manos de la mercado-
tecnia. Esa no es la realidad, no es la his-
toria y están gastando cantidad enorme en
esos anuncios...”
Se le comenta entonces que la fiesta pa-
ra el 15 de septiembre en el Zócalo costará
más de 60 millones de dólares y se contrató
a una empresa estadunidense para organizar-
la (Proceso 1715). No oculta su indignación:
“¡Eso es un crimen! ¡Es un crimen! Te-
niendo necesidad de trabajar, teniendo ma-
ravillosos artesanos de fuegos artificiales
¿que traigan unos extranjeros? No es posi-
ble. Si analizamos todos los valores que sí
buscó la guerra de Independencia: Sobera-
nía popular, igualdad ante la ley, justicia, la
equidad ¿dónde está hoy todo eso?”
A la manera como escribió David
Huerta sobre la Columna de la Indepen-
dencia (Proceso 502):
“Ahí no está la patria, cuando mucho
la celebración oficial de la patria y su
materialización.” O
CULTURA
Morelos. ¿En Francia?
Cultura-1753.indd 60 6/5/10 12:32 AM
Cultura-1753.indd 61 6/5/10 12:32 AM
62

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Arte
Los riesgos
de Casa Lamm
BLANCA GONZÁLEZ ROSAS
D
urante el siglo XXI,
en centros artísticos co-
mo Berlín y Nueva York la pin-
tura ha tenido un auge creativo
sorprendente. Ya sea con na-
rraciones fgurativas, interpreta-
ciones de estéticas suburbanas,
expansiones tridimensionales,
ordenamientos geométricos o
abstracciones cromáticas, la
pintura actual se debate, desde
perspectivas teóricas y forma-
les, con numerosas realidades
visibles y no visibles que provie-
nen del pensamiento, el arte, la
ciencia, la tecnología, la natura-
leza y la cotidianidad.
En la Ciudad de México, el
escenario es diferente. Margi-
nada de los espacios museísti-
cos gubernamentales, la pintu-
ra de los artistas de trayectoria
media casi no se expone y la
creación de la mayoría de los
emergentes es inocua, tímida y
repetitiva.
E
n febrero de 1933 la Sala de Ar-
te de la Secretaría de Educación
Pública (dirigida entonces por Ro-
berto Montenegro y Gabriel Fer-
nández Ledesma) presentó una exposición
de fotografías de Paul Strand (Nueva York,
1890-Orgeval, Francia, 1976), con temas de
México y del sur de Estados Unidos, donde
lo hispanoamericano podía ser detectado a
cada paso.
Paul Strand se encontraba en México
haciendo fotografías y todavía no comen-
zaba su trabajo de cámara para la película
Redes, que dirigieron Fred Zinneman y Emi-
lio Gómez Muriel, con base en un argumen-
to de Agustín Velázquez Chávez y el mismo
Paul Strand, quien había estudiado en la
Ethical Cultural School de Nueva York, don-
de tuvo como profesor a Lewis Hine, quien
lo presentó con Alfred Stieglitz, el funda-
dor de Photo Secession y editor de Came-
ra Work. El último número de esta revista
(1917) estuvo completamente dedicado a la
fotografía de Strand, que ya comenzaba a
englobar muy diversos géneros.
La flmación de Redes tuvo un senti-
do de aventura que fue evocado por Emilio
Gómez Muriel:
“Quienes nos reunimos para realizar
Redes sabíamos mucho de cine en teoría.
Paul Strand, por ejemplo, era un fotógrafo
excelentísimo, pero jamás había hecho ci-
ne. Llegó a México para tomar una serie de
fotografías. Su relación con Carlos Chávez,
entonces jefe del Departamento de Bellas
Artes en la Secretaría de Educación Públi-
ca, lo ligó al ambiente. Hizo amistad con
Agustín Velázquez Chávez y conmigo. De
nuestra relación con Strand nació la idea de
hacer un documental sobre la vida de los
pescadores. Convencimos a Chávez y és-
te ordenó una partida de dinero sufciente
para realizar una película de dos rollos. En-
tonces Strand, Velázquez y yo nos fuimos
a Alvarado. Una vez allí comprendimos que
el asunto merecía una película de largome-
traje con argumento y decidimos comenzar
a hacerla sin tramitar autorización alguna,
sabiendo que la partida de dinero no nos
alcanzaría. Confábamos en que las prime-
ras muestras de nuestro trabajo convence-
rían a quien correspondiera. Strand consi-
deró que necesitábamos a alguien con más
experiencia y llamó a un amigo suyo, un
trabajador poco conocido de Hollywood.
“Fue así como se nos unió Fred Zinne-
man. Nosotros ya estábamos gestando la
película cuando llegó Zinneman y dijo: ‘No,
así no sirve’. Él y Strand chocaron. Éste que-
ría ante las cámaras seres estáticos, una
fotografía no cinematográfca. Fue la con-
frontación entre la plástica en movimiento y
la plástica fja. Como era lógico, se siguieron
RAQUEL TI BOL
Paul Strand y la película
El archivo del fotógrafo estadunidense, que consta de
250 imágenes tomadas en México durante sus via-
jes de 1932-34 y 1966, adquiridas por la Fundación
Cultural Televisa, integrarán una exposición que, se
anunció, será montada en el Palacio de Bellas Artes
en 2011. De ellas, 160 permanecen inéditas.
“Redes”
Expresivo cromatismo
G
o
o
g
l
e
:
g
u
i
l
l
e
r
m
o

a
r
r
e
o
l
a

u
a
m
Notas Cultas 1753.indd 62 6/5/10 12:32 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 63
las indicaciones de Zinneman. Los trabajos
se habían comenzado en abril de 1934, el
rodaje se terminó en noviembre de ese mis-
mo año. La película quedó lista en octubre
de 1935. A Silvestre Revueltas se le encar-
gó la música en septiembre de 1934 y no
tardó en reunirse con nosotros en Alvarado
para captar ritmos y ambiente.”
La amistad entre Revueltas y Strand,
anterior a la flmación de Redes, llevó al mú-
sico a escribir una breve presentación de la
muestra fotográfca del estadunidense:
“Paul Strand no es un fotógrafo: es
un artista. Sus fotografías son poemas de
un sentimiento tan hondamente profundo
que rara vez podrá encontrarse un trabajo
de esta naturaleza. No buscan el asombro
visual admirativo. Están llenas de silencio.
En este contexto pictórico
de auge internacional y me-
diocridad nacional, el fomento
de eventos públicos que inci-
dan en la exposición de nue-
vas propuestas y en la con-
frontación especializada, es
indispensable. Irresponsable
ante esta necesidad, Teresa
Vicencio, directora del Institu-
to Nacional de Bellas Artes, ha
permitido ausencias y presen-
cias que no incentivan la crea-
tividad artística nacional. En-
tre las primeras, se encuentra
la cancelación de la edición
2010 de la Bienal de Pintura
Rufno Tamayo, un evento que
desde hace años debió de re-
estructurarse para seguir vi-
gente y que Sofía Hernández,
directora del Museo Interna-
cional Rufno Tamayo, no tuvo
la capacidad de actualizar aún
cuando asumió el cargo desde
junio de 2009.
En cuanto a las segundas,
se referen a la constante exhi-
bición de artistas de galerías in-
ternacionales en las exposicio-
nes de los museos del INBA.
Ante este panorama, es es-
timulante el predominio que ha
asumido la iniciativa privada, y
un espacio que sobresale por
la vinculación entre su vocación
académica, el riesgo artístico y
la promoción comercial, es el
caso del Centro Cultural Casa
Lamm. Operada con un equipo
de especialistas que se involu-
cran de manera conjunta en la
enseñanza y la difusión, Casa
Lamm ha desarrollado una polí-
tica de exposiciones que se ca-
racteriza por la diversidad crea-
tiva. Dedicada principalmente a
la promoción de artistas mexi-
canos, la galería de este cen-
tro de estudios ha presentado
muestras de Rogelio Cuéllar,
Demián Flores, Sandra Pani,
Edurne Esponda y Edmundo
Ocejo, entre otros.
Valiente en sus selecciones,
la galería presenta actualmen-
te una muestra del tijuanense
Guillermo Arreola (1969), Se-
men. Conocido en el ámbito
literario y emergente en el pic-
tórico, el artista se caracteriza
por un expresivo cromatismo
que oscila entre la fguración y
la abstracción, el silencio y el
grito, la ligereza y el emplaste.
Apasionado del acto intuitivo
y el gesto artístico, Arreola ha
desarrollado una propuesta que
discretamente se vincula con la
narrativa literaria: confguradas
con vocabularios formales dife-
rentes, las obras se presentan
Sus temas, de una aparente sen-
cillez, tienen una íntima poesía.
La serenidad intelectual de Paul
Strand, tan comprensiva, tan llena
de suave piedad, hace de él uno
de los artistas contemporáneos
más nobles.”
Por su parte Gabriel Fernández
Ledesma, temprano propulsor de
la fotografía artística, subrayaba la
calidad del trabajo de Paul Strand:
“Su cámara, como simple pro-
ducto de la civilización de esta épo-
ca, es en sus manos de buen artesa-
no y buen técnico el medio del cual
se sirve para convertir en imágenes
perennes así las nubes como la mon-
taña, como la casa, que a través de
la visión limpia de su lente cobran el
sentido de entidades casi biológicas,
arraigadas profundamente a la vida del
hombre. Paul Strand es un técnico. El
valor positivo de sus fotografías nace
desde la médula de esas imágenes ‘quí-
micamente puras’ que ha realizado sin
escamoteos.”
Cuando el célebre libretista italiano Cesa-
re Zavattini llegó por primera vez a México en
1954, traía el libro fotográfco Un paese, so-
bre su tierra natal, trabajado con Paul Strand.
Juntos habían recorrido palmo a palmo esa
tierra tocándola, interrogándola, descubrién-
dola para sí y para los demás, en la certidum-
bre de que el libro que resultara de ese tra-
bajo ayudaría a tomar conciencia de su pro-
pia realidad a la población ahí representada.
También el curioso, el investigador, el inquieto
podían tomar Un paese y apreciar qué cara
tiene un campesino de las riberas del Po que
se aferraba con angustia y con esperanza a
su parcela. Así lo creía frmemente y con toda
su ternura Cesare Zavattini.
En 1968 el Museo de Arte de Pasadena,
California (desaparecido ya), y su curador
Fred R. Parker querían adquirir un lote de
imágenes de Manuel Álvarez Bravo que se
guardaban en la George Eastman House de
Rochester, Nueva York. Para conseguir fon-
dos, Parker acudió a la Fundación Florence
V. Burden. Con una partida aprobada llegó a
México para conocer a Manuel Álvarez Bra-
vo y adquirir treinta obras suyas. El maestro
de la cámara acababa de subir sus precios
a 80 dólares la copia. Para el tabulador esta-
dunidense ese precio estaba muy por deba-
jo de lo que se hubiera cotizado cualquier
fotógrafo de su prestigio. En consecuencia
Parker pudo adquirir sesenta fotografías. En
el mercado artístico de Estados Unidos los
fotógrafos con el prestigio y la calidad de Ál-
varez Bravo cobraban entre 150 y 500 dóla-
res la copia. Tal era el caso de Paul Strand,
quien había fjado su residencia en París.
Cuando Strand se enteró de los precios irri-
sorios que Álvarez Bravo ponía a su trabajo,
le mandó decir que ya era tiempo de que los
subiera. Desde su primera estancia en Méxi-
co, Paul Strand había expresado gran entu-
siasmo por las fotografías de Álvarez Bravo,
sin adoptar una actitud de sufciencia como
otros coterráneos suyos. Pero la admiración
era mutua como lo demuestra el hecho de
que piezas de Paul Strand fguraron en la
selecta colección que reunió Álvarez Bravo y
que expuso en el Instituto de Artes y Técni-
cas Fotográfcas, una sociedad anónima de
corta existencia, cuyos objetivos fueron pro-
mover la fotografía en todos sus aspectos.
Los profesionales de la fotografía en
México siempre reconocieron, entre los an-
tecedentes más válidos a Edward Weston,
Tina Modotti y Paul Strand. O
Consúltese el libro Episodios fotográficos, de Raquel
Tibol, editado por Libros de Proceso en 1989;
pp. 90-92, 140,144, 208 y 273.
Notas Cultas 1753.indd 63 6/5/10 12:32 AM
64

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

T
eresa Vicencio, directora ge-
neral del INBA, declaró que la
reapertura de la Sala de Bellas
Artes no será en septiembre,
como se había anunciado, sino hasta el
19 de noviembre. Los días 26 y 28 de ese
mes la Orquesta Sinfónica Nacional inter-
pretará un programa formado por el Con-
cierto para violín, de Tchaikovsky, entre
otras obras, y el día 29 el tenor Fernando
de la Mora ofrecerá una gala de ópera.
Entre las funciones programadas para la
reapertura actuará también el Ballet One-
gin con la Compañía de Danza del INBA,
Fidelio de Beethoven presentado por la
Ópera del INBA, y la Compañía Nacional
de Teatro escenifcará El jardín de los ce-
rezos, de Antón Chéjov, bajo la dirección
de Luis de Tavira.
Desde hace tiempo era urgente la re-
novación de la maquinaria teatral y de ilu-
minación de la Sala de Espectáculos.
Por seguridad, cada cinco años debe
cambiarse el cableado eléctrico y las lumi-
narias de un teatro en constante uso. En
México eso nunca se hace por evitar un
gasto fuerte y el equipo se vuelve obsole-
to y peligroso. En 1994, el teatro del Liceu
de Barcelona se redujo a cenizas por una
falla eléctrica. La maquinaria teatral del
Palacio de Bellas Artes se montó en 1908
y la instalación eléctrica, no tan antigua,
seguía siendo la original, pero con muchos
remiendos. Fallecidos quienes parcharon
el sistema hace décadas, no había mane-
ra de entenderle al enredijo de cables de
todos colores donde nada correspondía
con nada. El teatro, sin embargo, milagro-
samente seguía funcionando.
Para colmo: goteras en el techo. ¿Qué
puede pasar si se moja un cableado viejo
cuyo recubrimiento sobrecalentado ya se
cuarteó? Fue una suerte inmensa que no
ocurriera una tragedia. Por ello, en 2007,
alguien le sugirió a Sergio Vela, presidente
entonces del Conaculta, que había que to-
mar medidas. Planearon que se cerrara el
teatro unos meses y siguieran dándose los
conciertos en el proscenio, frente al famo-
so telón de cristal, mientras se renovaba la
instalación eléctrica en el escenario. El Ins-
tituto de Ingeniería de la UNAM valoró la
situación y emitió su diagnóstico: la repa-
ración era más que urgente, al grado que
si Protección Civil supiera del estado en
que se encontraba el teatro, lo clausuraría.
Muchas salas europeas ya se han mo-
dernizando y había que seguir su ejemplo.
La disyuntiva era: hacer una reparación
conservadora o ponerse a la vanguardia.
Se decidió por lo segundo y se contó con
la autorización de las más altas autoridades
del país. Inicialmente el presupuesto que se
calculó era de 400 millones de pesos, que
se autorizó, pero pronto resultó evidente
que no alcanzaría y se amplió a 600.
El sistema original del Palacio de Be-
llas Artes era maravilloso, al nivel de cual-
quiera del mundo, muy pocos teatros te-
nían una maquinaria teatral semejante. La
reparación se planeó de manera de con-
servar el espíritu original. Por ejemplo, el
La sala de Bellas Artes
sistema de escotillones de la sala era
único en el mundo, sólo la Sala Reche-
lieu de París tiene algo similar. Todo co-
menzó con el desmontaje de la maqui-
naria teatral de Bellas Artes, se desarmó
perno por perno, sin hacerle cortes y se
llevó todo, inventariado, a una bodega
del INBA en Lerma. El Instituto de In-
geniería de la UNAM se convirtió desde
el principio en el asesor de la obra. Al
quedar toda la caja escénica vacía, se
descubrió humedad en el sótano y és-
ta hubo de ser eliminada, para después
aplicar un nuevo aplanado. Cuando la
obra termine, habrá una maqueta a gran
escala para que el usuario de Bellas
Artes conozca el antes y el después de
la remodelación y se está haciendo una
película documental detallada.
Algunos pormenores: la boca del
escenario del Palacio mide 12.20 metros
de ancho por 12.00 metros de altura. El
antiguo sistema de plataformas del pi-
so del escenario se elevaba o bajaba
mediante pistones hidráulicos, y será
sustituido por uno moderno que funcio-
na a base de tornillos que se enroscan
sobre sí mismos. Estas plataformas po-
dían elevarse antes a 5.20 metros, con el
nuevo sistema lo harán a 7.20 metros. En
el teatro reformado los decorados y los
cantantes estarán más cerca del público.
Las escaleras metálicas de caracol, que
se encontraban dentro de la gran caja
escénica, ya fueron sustituidas por es-
caleras rectas, más anchas y cómodas,
y un gran elevador que hará el recorrido
desde lo alto de los telares hasta el só-
tano. Ahora podrán almacenarse en los
sótanos grandes decorados y tenerlos a
la mano para usarse en el espectáculo
que los requiera.
La tramoya original era un sistema de
poleas y contrapesos que se encontra-
ba en un estado ruinoso; el nuevo siste-
ma será automatizado a base de moto-
res y tiros independientes, coordinados
por computadora. Motores y elevadores
que se fabrican sobre pedido y bajo es-
pecifcaciones determinadas y tienen un
tiempo de entrega de entre seis y ocho
meses, ya están en Bellas Artes esperan-
do ser instalados. Se sustituirá la planta
de luz y todo el sistema eléctrico y de
alumbrado. Se eliminará el desnivel de
40 centímetros que tenía el piso del es-
cenario. Al estar todo más adelante en el
escenario, mejorará la visión del público.
Habrá 200 butacas menos, pero nuevas y
más cómodas y habrá más espacio en-
tre una fla y otra. Mejorará la acústica y
visibilidad para el público con modernos
sistemas de proyección y de audio, todo
a la vanguardia y a muy alto costo. O
MAURI CI O RÁBAGO PALAFOX
no estará
para septiembre
Vicencio. Qué siempre no
Notas Cultas 1753.indd 64 6/5/10 12:32 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 65
y vinculan como protagonistas
de una narración. Como és-
ta, el público tiene la ocasión
de ver otras dos exposiciones
de Arreola hasta el 27 de junio:
Ejemplo de veneno en la Gale-
ría del Sur de la UAM-Xochimil-
co, DF, y No volveré en el Cen-
tro Cultural Casa Principal de
Veracruz, Veracruz.
Con un conjunto de ca-
tálogos virtuales que pueden
revisarse en www.galeriaca-
salamm.com.mx, el recinto
educativo mantiene un testi-
monio constante de su riesgo
y diversidad. O
Música
El Foro Manuel Enríquez,
nueva estafeta
ROBERTO PONCE
B
rindar mayor plurali-
dad en la selección de
obras musicales a los
jóvenes compositores mexi-
canos ha sido meta prioritaria
para Eduardo Soto Millán
(DF, 1956) en su nuevo papel
como coordinador del XXXII
Foro Internacional de Música
Nueva Manuel Enríquez, gran
encuentro sonoro desarrollado
en el Centro Nacional de las
Artes, desde mayo 23 hasta el
domingo 6 de junio.
Quien fuera crítico de mú-
sica de Proceso, viene inter-
viniendo en el evento –ideado
desde hace 32 años por el vio-
linista y compositor jaliscien-
se Manuel Enríquez (Ocotlán,
1926-DF, 1994)– como público,
primeramente; después con
sus composiciones (“incluso
el maestro me pidió ayudarlo
varios años en su coordinación
logística”), y ahora en la cabeza
organizativa como funcionario
del INBA.
“Este XXXII Foro compren-
de más compositores que otros
años y, por lo tanto, un número
de estrenos superior así como
una mayor integración de com-
positores mexicanos jóvenes y,
en general”, expone el compila-
dor de los dos tomos Dicciona-
rio de compositores mexicanos
de música de concierto (FCE/
SACM, 1996).
“El origen de ello es que
ahora uno de los criterios que
estamos manejando es que ca-
da compositor participante lo
haga con una sola obra, mien-
tras que anteriormente había
algunos con más, y el espacio
para otras voces se reducía.”
El pluralismo, asimismo,
es interno, toda vez que exis-
te “una comisión tripartita en el
jurado seleccionador de obras
musicales para el Foro Nacio-
nal” que este 2010 formaron
Armando Luna, Jorge Vidales e
Ignacio Vaca Lovera.
Durante los últimos ocho
años, Eduardo Soto Millán im-
pugnó criterios ofcialistas y de
parcialidad preferencial entre
círculos mexicanos varios de
la música de concierto, funda-
mentalmente, a través de las
páginas de cultura en este se-
manario. Hoy, del otro lado de
la mesa, insiste:
“Sin duda el Foro de Música
Nueva ha transitado por dis-
tintos momentos, algunos más
afortunados que otros, pero en
cierta medida es natural que se
den criterios afnes a los miem-
bros de esta comisión triple, si
bien de paso comento que en
el mundo resulta relevante que
una festa anual de la música
del arte de nuestros días haya
logrado trascender y llegar a la
edad de 32 años.
“Pienso que en tanto tiem-
po no ha perdido aquel espíri-
tu abierto e integrador, en ge-
neral, y también en particular,
pues recordemos que en sus
comienzos la programación
era decisión exclusiva de Ma-
nuel Enríquez y que más ade-
lante se dio inicio hasta lo que
hoy es una comisión triparti-
ta de selección de las obras
que por convocatoria llegan y
de pronto se da natural algún
criterio que se incline a ciertas
preferencias estéticas dadas.”
Su compromiso es velar
porque esta pluraridad se man-
tenga vigente:
“Yo mismo en años ante-
riores fui crítico justamente de
esas políticas, desde la trin-
chera de Proceso ocho años
contra las mafas o selectivi-
dad de grupos artísticos en
foros y eventos ofciales de
música. En síntesis, hallo que
he sido muy crítico ante ese
tipo de fenómenos en gene-
ral, por lo que al día de hoy no
concibo otros procesos natu-
rales de selección si no es a
través de acuerdos participa-
tivos de dicha comisión, y que
la oferta musical tenga papel
preponderante antes que nada
por el bien de nuestra música
mexicana y los compositores.”
Eduardo Soto Millán afla su
sonrisa fnal:
“Y no es demagogia.” O
Teatro
“Todo sobre mi madre”
ESTELA LEÑERO FRANCO
L
a película de Pedro
Almodóvar Todo sobre
mi madre fue estrenada
exitosamente en 2007 en el
legendario Old Vic de Lon-
dres, dirigido por Kevin Sácey
con la adaptación teatral de
Samuel Adamson. Ahora se
presenta en el Teatro de los
Insurgentes producida por
Tina Galindo, Claudio Carrera
y Ocesa, bajo la dirección de
Francisco Franco.
Sobresale la actuación de
Lisa Owen, quien maneja nume-
rosos matices, da profundidad a
su personaje y logra conmover-
nos. Ella protagoniza a Manuela,
una enfermera que tras la muerte
de su hijo busca al padre para
comunicarle del suceso. En su
trayecto se encuentra con tres
mujeres con las cuales creará la-
zos importantes: una monja em-
barazada, interpretada débilmen-
te por Ana Claudia Talancón; una
actriz famosa, que al darle vida
Margarita Gralia se vuelve rígida
y falsa; y una transexual, Agrado,
que intenta imprimirle humor a
la historia pero que con la actua-
ción tan superfcial de Alejandra
Bogue no dan ganas de reír.
Por supuesto que estas tres
actrices con gran renombre en
el mundo televisivo atraerán al
público, pero desgraciadamente
demeritan en mucho la calidad de
la puesta en escena. La acompa-
ñan también Silvia Mariscal, que
Superspectáculo
C
h
r
i
s
t
a

C
o
w
r
i
e
Notas Cultas 1753.indd 65 6/5/10 12:32 AM
66

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

interpreta con naturalidad y aplo-
mo a la madre de la monja.
La escenografía de Jorge
Ballina es espectacular, resulta
ser la principal protagonista de
la obra y responde a la adapta-
ción de Samuel Adamson, que
no es realmente una adapta-
ción teatral, sino que traslada
la película al escenario sin crear
un mundo meramente escéni-
co. Ahí están todas las locacio-
nes, que en el primer acto de la
puesta en escena del Insurgen-
tes se vuelve un espectáculo de
movimiento de mamparas, ade-
más iluminadas con fragmentos
de los rostros de las mujeres.
La escenografía es espléndida
pero minimiza la presencia de
los personajes.
Samuel Adamson, el adap-
tador, sobrevalora el espectácu-
lo y deja de lado las situaciones
teatrales. El hilo conductor, la
búsqueda del padre, se pierde
y se revela demasiado pronto
y a la ligera quién es realmen-
te. Incluye una serie de inter-
venciones inútiles de Agrado,
hablando de su transformación
sexual, que realentan la acción.
El segundo acto es más ágil y
sustancioso. La escenografía
ha dejado de moverse tanto,
podemos concentrarnos en la
trama y los acontecimientos
revelan las problemáticas de
los personajes. La traducción y
la versión mexicana de Enrique
Arce funciona bien y el fnal lo
dinamiza. El director Francis-
co Franco parece mareado con
tanto movimiento y él lo re-
suelve moviendo también a los
personajes. La dirección de ac-
tores se ve debilitada a diferen-
cia de otros montajes que él ha
llevado a cabo como El tiempo
de Plank o Baño de damas.
Todo sobre mi madre es un
interesante planteamiento sobre
la diversidad de las afnidades
amorosas, la solidaridad entre
mujeres y la apertura necesaria en
cualquier relación. El superespec-
táculo nos deslumbra y fnalmen-
te nos quedamos con poco. O
Cine
“El secreto de sus ojos”
JAVIER BETANCOURT
L
a frase clave de la cinta
del argentino Juan José
Campanella, El secreto de
sus ojos (Argentina, 2009), “Por
más que cambie, un hombre
no puede cambiar de pasión”,
formula el intento cobijado por
la adaptación de la novela de
Eduardo Sacheri (La pregunta de
sus ojos): Encontrar un punto de
encuentro entre una historia de
amor, el thriller negro y el discur-
so político.
El agente judicial Benjamin
Esposito (Ricardo Darín) aca-
ba de jubilarse, ahora trata de
hacer las paces con su pasado
escribiendo una novela sobre el
asesinato de una joven, perpe-
trado hace un cuarto de siglo; el
crimen quedó impune, durante
la investigación se enamoró, sin
esperanza, de una mujer, Irene
(Soledad Villamil), inalcanzable
por su estatus de casada y qui-
zá porque ocupa un puesto su-
perior en la policía. La doble ob-
sesión del jubilado se condensa
en el recuerdo de la tristeza en
la mirada de Morales (Pablo Ra-
go), viudo de la chica asesina.
Con un mínimo de maqui-
llaje, Campanella se apoya en
las actuaciones de sus actores
para alternar los tiempos narra-
tivos; en la mente del espec-
tador se acomodan presente
y pasado hasta resolverse en
un solo tiempo; así, el tono gris
en el que ahora vive el jubilado
contrasta con el nerviosismo
de la década de los setenta,
el desasosiego de la amenaza
C
on la muerte del japonés Kazuo
Ohno el pasado 2 de junio, el arte
contemporáneo pierde a uno de
sus pilares fundamentales. Bailarín
hasta sus 100 años, Ohno fue junto con Tat-
sumi Hijikata (1926-1949) creador de la lla-
mada danza Butoh, forma dancística surgida
como un movimiento de respuesta al horror
genocida creado por los estadunidenses
después de que lanzaran bombas atómicas
sobre las ciudades de Hiroshima y Nagasaky.
Y, de paso, en contra de la propia esté-
tica de la danza contemporánea japonesa
que pretendía ignorar la desgracia que
vivieron miles de inocentes en uno de los
actos más infames de la época actual.
Arte de la inmovilidad, de la expresión
milimétrica que concentra la energía, el Bu-
toh en su origen es por defnición un espec-
táculo terrible al retratar sin misericordia la
destrucción externa e interna del ser huma-
no, y la pulsión irrefrenable que siente éste
por aniquilar la vida. Pero al mismo tiempo,
es una forma artística que toca las profundi-
dades del budismo zen y del shintoísmo.
Expresiva y abstracta, siempre está implí-
citamente relacionada con la muerte y el caos
y temáticamente se centra en la destrucción
Kazuo Ohno (1906-2010):
ROSARI O MANZANOS
de la ultraderecha argentina, la
represión feroz a punto de des-
atarse. Apenas un cambio en
el color del cabello de Ricardo
Darín, o un par de lentes en el
caso de Soledad Villamil, sin
insistir demasiado en la moda y
la ambientación.
La pasión, la de Esposito, la
del asesino o la del viudo, arti-
culan coherentemente tiempo
narrativo y personajes; también
el tema de la pasión apoya la
metáfora política de la cinta,
la necesidad de denunciar la
impunidad y crimen de un go-
bierno represor, o la inagotable
historia de amor del pueblo ar-
gentino por el futbol.
a la luz
De la obscuridad
Ohno. Un movimiento
Explorar la emoción
Notas Cultas 1753.indd 66 6/5/10 12:32 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 67
Con un largo e imposible
plano, una cámara que llega del
cielo capta un juego de futbol
haciendo creer en el simple re-
curso del helicóptero; la cámara
aterriza entre los espectadores
del estadio Huracán y se dispo-
ne a preparar una trepidante es-
cena de persecución. Un buen
ejemplo de cómo pueden apro-
vecharse los efectos digitales en
el cine para contar una historia.
Juan José Campanella no
pierde el gusto por el melodra-
ma; al igual que en El hijo de la
novia, este director bonaerense
no titubea en explotar las emo-
ciones inevitables que provoca
la injusticia o la pérdida de un
ser querido. Pero en El secreto
de sus ojos la emoción es par-
te de la acción, como ocurre
cuando Irene hace reaccionar
machistamente al asesino para
obligarlo a confesar. Podría de-
cirse que Campanella aprendió
a colocar la emoción más en el
espectador que en el actor. En
general, el cine argentino de la
última década ha desarrollado
esta capacidad para conmover
sin necesidad de exponer a sus
actores al ridículo.
Otra cualidad de la cinta es
el diálogo, agudo y espontáneo,
pues la verbosidad de la cintas
anteriores de Campanella pare-
cía conducir su trabajo al de-
sastre, como en Luna de Avella-
neda, 2004. O
Televisión
La guerra por las
telecomunicaciones
ALMA ROSA ALVA DE LA SELVA*
E
n los próximos días, la
guerra que han venido
entablando desde hace
meses Televisa y TV Azteca en
dos batallas cruciales para su
transformación en redes pú-
blicas de telecomunicaciones,
tendrá ganador y perdedor...
El duopolio televisivo, que
frecuentemente une sus fuerzas
para enfrentar situaciones que
entienden adversas para sus in-
tereses (el ejemplo más reciente
fue el de una posible nueva “ley
de medios”), hoy se ha bifurca-
do para protagonizar una gue-
rra en la cual lo que se juega es
el control de las telecomunica-
ciones, clave para sus proyectos
de negocios en el espacio de la
llamada Sociedad de la Informa-
ción, a partir de la multiplicidad
de servicios de alto valor econó-
y la creación, en el apocalipsis y el renacer.
Las primeras obras de Butoh aparecie-
ron en los años cincuenta con Kazuo Ohno,
Tatsumi Hijikata y Kasai Akira. Y aunque pa-
ra Hijikata el eje central del Butoh es el sen-
tido mismo de hacerlo y el imperativo espi-
ritual por ejecutarlo, su forma siempre fue fá-
cil de identifcar: cuerpos desnudos pintados
de blanco, cabezas rapadas y movimientos
controlados al límite, desarticulados a veces,
gráciles y de belleza infnita en otras, pero
siempre llevados a cabo con lentitud angus-
tiante para el ojo no preparado.
El terror
La primera obra de Butoh fue Kinjiki (Colores
prohibidos), de Tatsumi Hijikata, estrenada
en 1959 en un festival de danza en Japón.
Basada en el libro del mismo nombre de Yu-
kio Mishima, la puesta en escena exploraba
el tabú de la homosexualidad y la pedoflia.
En el fnal se veía a Yoshito Ohno –el peque-
ño hijo de Kazuo– con un pollo vivo soste-
nido entre sus piernas mientras Hijikata lo
perseguía por el foro hacia la oscuridad.
La idea de que el pollo habría muerto es-
trangulado por Hijikata, causó una enorme
animadversión por parte del público, a lo cual
siguió el escándalo, y el coreógrafo fue vetado
en todos los escenario japoneses y considera-
do un iconoclasta con problemas mentales.
Ohno, por su parte, era un maestro de
educación física que empezó a tomar sus
primeras clases de danza a los 46 años,
de la mano de la alemana Mary Wigman,
quien se especializaba en danza expresio-
nista. Durante los años sesenta colaboró
con Tatsumi Hijikata y sus primeras piezas
fueron interpretaciones de obras litera-
rias de occidente. En 1977, cuando tenía
71 años, llevó al foro su pieza catalogada
como magistral, Admirando a La Argenti-
na, durante la cual se transformaba en la
legendaria bailarina de famenco. Cuando
se presentó en Nueva York, la famosa crí-
tica del New York Times, Anna Kisselgolf,
lo catalogó como un bailarín que lo mismo
tocaba los extremos de la belleza sincera
del Oriente como las formas más absur-
das del movimiento Drag Queen.
En el libro Tonos de oscuridad, de Jean
Viala y Nourit Masson-Sekinea, Ohno es
descrito como el “alma del Butoh”, mien-
tras que Hijikata “su arquitecto”. Pero el
hecho es que cada uno desarrolló su propia
metodología, esparcida más tarde por sus
alumnos por el mundo entero.
Los estudiantes de Hijikata se enfo-
can siempre en la parte temeraria de es-
timular el sistema nervioso, mientras que
los de Ohno en temáticas más orgánicas.
Los maestros que pasaron largo tiempo
con Ohno suelen ser más eclécticos en su
aproximación a la danza y tratan de impri-
mir a sus propias propuestas el toque espi-
ritual que buscaba siempre.
Al paso del tiempo, mientras el ho-
rror de las bombas atómicas quedó en
la memoria de las nuevas generaciones
japonesas, Ohno siguió siendo referen-
cia vital del horror y la iluminación de lo
sucedido al final de la segunda Guerra
Mundial. A la vez lograba influir a grupos
de enorme trascendencia como Sankai
Juku, de Ushio Amagatsu, considerada
actualmente como la mejor compañía de
Butoh en el mundo.
Con suaves lirios acuáticos en sus bra-
zos, Kazuo Ohno, a sus 83 años de edad,
dejó pasmado al público que lo vio en 1989
en el Teatro Juárez de Guanajuato durante
el Festival Internacional Cervantino (Proce-
so, 678). Nunca más regresó. O
mico que ésta despliega.
La primera batalla de esa
encarnizada lucha (que también
ha causado bajas, pues varias
empresas del sector murieron en
el camino) se ha venido dando
en el terreno de la infraestructu-
ra: la fbra óptica. El motivo de
la pugna está en la licitación de
dos hilos de la red de la CFE,
recurso estatal para los consor-
cios al permitir explotar variados
servicios de telecomunicaciones
que aseguran jugosos negocios.
La otra trinchera se localiza
en el campo del espectro radio-
eléctrico, espacio situado por
encima del territorio nacional
por el cual transitan las señales
de telecomunicaciones, y pro-
piedad de la nación. Actualmen-
te se está en la fase fnal de la
licitación de las frecuencias de
las bandas 1.7 y 1.9 gigahercios,
que permiten desplegar sofsti-
cados servicios móviles, enten-
didos como de “tercera gene-
ración”. Ello permitiría la trans-
formación de las televisoras en
consorcios “convergentes”.
Desde el inicio de ambos
procesos, hace meses, las
Notas Cultas 1753.indd 67 6/5/10 12:32 AM
68

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Señor director:
En virtud del gran número de imprecisiones
contenidas en la nota que en esta misma sec-
ción publicó el licenciado Rodrigo Brand de
Lara el domingo 30 de mayo, me veo en la ne-
cesidad de exponer, una vez más, los motivos
que me llevaron a cancelar mi participación en
la Expo Shanghai 2010.
A pesar de que ocupa una posición impor-
tante y de gran responsabilidad en la Secreta-
ría de Relaciones Exteriores (director general
de Comunicación Social), es evidente que el
señor Brand carece de
información precisa en
torno a este caso.
Hace un año, tras
recibir el llamado a for-
mar parte de la parti-
cipación mexicana en
esta magna exposición
mundial, conversé con el
señor Ángel Ancona, que
en su calidad de coordi-
nador México-Shanghai
es el encargado de co-
ordinar en México dicha
actividad. A él le entregué,
desde entonces, todo el
material relativo a mi obra coreográfca titula-
da Umbrales, incluidas la publicidad y la fcha
técnica. Seis meses más tarde, en febrero de
este año, me llegó por fn la invitación ofcial de
la SRE. De inmediato me reuní con personal de
esta dependencia y puse también en sus ma-
nos toda la información pertinente, sin omitir
detalle alguno. En dicha reunión, se habló de
un convenio con Aeroméxico para el transporte
de carga de los grupos invitados y del inicio de
una logística para el viaje, en coordinación con
el personal en China de la Expo.
No obstante, 10 días antes de mi salida, el
15 de mayo, el señor Ancona se mostró sor-
prendido cuando le reiteré que el montaje de mi
obra implicaba el traslado de material esceno-
gráfco. Con toda claridad me dijo que la SRE
no se haría cargo de transportarlo y que de exis-
tir sobrepeso yo misma tendría que cubrir el pa-
go. Ese dinero, junto con el que estaba obligada
a invertir yo misma para obtener mi visa y las de
mis colaboradores, se me reembolsaría al regre-
so de la gira. Todo esto de palabra, sin mediar
documento alguno que lo garantizara.
Nuevo “detalle”: el 18 de mayo, unos días
antes de mi participación y luego de varios
meses de haber reportado de manera minu-
ciosa las necesidades técnicas del montaje,
que por cierto son bastante sencillas, el asis-
tente del señor Ancona me notifcó desde
Shanghai que en el teatro asignado era im-
posible mover refectores y colocar cualquier
material en el piso, dos exigencias indispen-
sables para el desarrollo en escena de Umbra-
les. Tampoco se estaba en condiciones, me
dijo, de rentar el equipo necesario, pues su
costo habría resultado, palabra textual, “exor-
bitante”. Asimismo, el señor asistente me indi-
có que en la Expo sólo contaría con el apoyo
de un técnico para realizar el montaje.
Con seguridad el señor Brand no ignora
que durante mi ya larga trayectoria he partici-
pado en numerosos festivales y exposiciones
de este género, tanto en México como en el
extranjero. Por lo tanto, conozco de sobra las
exigencias que imponen este tipo de actos,
entre ellas la de viajar con el menor peso po-
sible y adaptarse a las circunstancias que en
un contexto así supone la presentación de un
trabajo coreográfco: pocas horas de montaje,
poco tiempo de descanso, incluso el riesgo de
no contar con la posibilidad de efectuar en-
sayos generales previos a las funciones. Pero
de sobra sé también que las difcultades y los
inconvenientes disminuyen de manera consi-
derable cuando las instituciones responsables
(ahí donde de verdad lo son) apoyan al artis-
ta en los aspectos esenciales: obtención de
visas, traslado de equipo, entradas y salidas
en los aeropuertos, acceso a los espacios de
la actividad programada (a veces, como en
este caso, gigantescos). Sólo así los grupos y
los individuos invitados pueden concentrarse
en las cosas esenciales a su ofcio. Un artista
escénico, para realizar con dignidad su es-
pectáculo, requiere de un tiempo razonable de
entrenamiento y ensayos.
Contra lo que sostiene el señor Brand,
nunca recibí documento alguno en el que la
SRE me ofreciera su apoyo para obtener las
visas ni papelito de ninguna clase que me
avalara como miembro de la participación
mexicana en Shanghai. Nunca se me notifcó
tampoco de lo que hoy vengo a saber a toro
pasado gracias a la nota del señor Brand ape-
nas publicada: que “se tenía previsto contratar
personal adicional para cubrir necesidades de
montaje y presentación”, frase que contradice
todo lo que sus colegas y colaboradores me
comunicaron durante los días previos a la fe-
cha anunciada para mi presentación.
La ineptitud y la escasa seriedad de la
Secretaría de Relaciones Exteriores en el ca-
so de mi frustrada intervención en la Expo
Shanghai casan mal con la idea, expresada
por el señor Brand, de una institución consa-
grada a “coadyuvar al éxito pleno de la pre-
sencia de México” en dicha actividad inter-
nacional. Por el contrario, su descuido habla
de una falta de respeto y un trato poco digno
para los artistas mexicanos. Al fnal, la SRE ha
confrmado su escaso interés y su nula con-
sideración, dado que luego de mi renuncia a
concurrir a la Expo jamás se ocupó de averi-
guar mis razones, mucho menos de resolver
los problemas o de ofrecerme una mínima
disculpa por los errores y omisiones en que
incurrió. Mi intención de representar a Méxi-
co en el extranjero, tal y como lo he hecho en
muchas otras ocasiones, era grande. Mucho
menor, como se demostró, era el interés de
las instituciones mexicanas involucradas. Sólo
su irresponsabilidad y su extrema negligen-
cia pudieron hacerme desistir. Mal para ellas.
Peor aún para nuestro país.
Pilar Medina
dos televisoras buscaron po-
nerse a la cabeza, lo cual lo-
graron sin mayores problemas
dado su peso político (sobre
todo, de Televisa) y su poten-
cial económico, refejado en
reglas de participación limitan-
tes para otros interesados (en
el caso de la licitación de es-
pectro, incluido el propio con-
sorcio Telcel).
El hecho es que en el tramo
fnal de la contienda, en ambos
frentes de la batalla la em-
presa de Azcárraga Jean (ésa
que tan convenientemente se
ha prestado al silenciamiento
informativo en casos “especia-
les”) tiene ventaja: si en cuanto
a la licitación de la fbra óptica
la empresa Iusatel del Grupo
Salinas fue excluida hace unos
días por inconformarse con las
bases del concurso, para que-
dar un solo concursante (“Gru-
po de Inversionistas”, encabe-
zado por Televisa, acompaña-
da de Megacable y la española
Telefónica), en lo que respecta
a las licitaciones de espectro
las cosas no son muy diferen-
tes. Aunque el consorcio del
dueño de TV Azteca ha inter-
puesto 22 amparos y requerido
la suspensión del proceso por
considerar que las condiciones
de participación atentan contra
sus derechos constitucionales,
no parece haber muchas posi-
bilidades de que eso ocurra.
Así, hasta ahora, en lo que
más que concursos de licita-
ción o espacio de competencia
parecen asignaciones con clara
dedicatoria, el resultado previsi-
ble ahondará los densos esque-
mas de concentración prexis-
tentes en la radio y tv del país,
trasladados ahora a los escena-
rios digitales emergentes. O
*Maestra e investigadora de la UNAM.
Respuesta de Pilar Medina a la SRE
Notas Cultas 1753.indd 68 6/5/10 12:33 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 69
ESPECTÁCULOS
A
ntonio Zavala es el direc-
tor del largometraje Las
paredes hablan, escrito
por la narradora y poeta
Carmen Boullosa durante
dos años, donde se abor-
dan tres etapas de México: la guerra de In-
dependencia (1810), la Revolución (1910)
y la actualidad (2010), “en la cual vivimos
otra forma de revuelta”, manifiesta con-
vencido el cineasta.
El estreno de la película (se encuentra en
la etapa de postproducción) ha sido planea-
do para el 20 de noviembre próximo, justo
en los 100 años de la Revolución Mexica-
na, por lo que Zavala sólo desea que la histo-
ria invite a reflexionar “sobre nuestra falta de
conciencia de la cultura histórica”.
Según él, al estudiar para este proyec-
to, se dio cuenta de que el mexicano es un
individuo al que le gusta tropezar con la
misma piedra:
“Esas discusiones entre las diferentes
facciones durante la Independencia suenan
totalmente actuales. El estado de caos que
vivimos ahora suena a otra revolución entre
que si son narcotraficantes, sicarios o cri-
minales. Es un eco de los epítetos que le
COLUMBA VÉRTI Z DE LA FUENTE
en tres tiempos:
Con guión de la escritora Carmen Boullo-
sa, Las paredes hablan es una cinta singular
donde, por medio de la metáfora de la Casa
Espíritu (la memoria) y su aledaña, una ca-
sa muda, se reflexiona “sobre nuestra falta
de conciencia de la cultura histórica”, a de-
cir del director Antonio Zavala.
aventaban a Pancho Villa, que si era un fo-
rajido, un bandido oportunista, en fin. Son
casi los mismos insultos que le echaban
también al cura Miguel Hidalgo. A mí me
da la impresión de que nos encontramos en
otra revolución, otra forma de subversión
social, y no la queremos llamar así.
“No estamos contentos con el sistema
político, el cual está totalmente alejado de
la realidad. No hay ningún contacto entre la
clase política y el ciudadano. Eso suena otra
vez a la guerra de la Independencia.”
–¿En qué hace hincapié la película?
–Me gustaría que estuviéramos cons-
cientes de que cada pueblo tiene el gobier-
no que se merece. Si el gobierno ignora los
problemas de raíz significa que cada uno
de nosotros hacemos exactamente lo mis-
mo. Nos preocupa más empujar al de al
lado, tomarle ventaja y salir adelante uno
nada más. No estamos interesados en el
bien común. Espero que con el filme nos
demos cuenta de que nuestro país fue for-
jado por los pocos que sí se interesaron en
el bien común.
La voz de la historia es una casa que
tiene memoria. Se llama Casa Espíritu y
construyen junto a ella una casa rival, que
es muda.
El actor Héctor Bonilla, quien inter-
viene sólo en la época actual de Las pare-
des hablan, precisa que la protagonista es
una casa a la cual podemos ver cómo era en
1810 y 1910 y es ahora, en 2010, “en la úl-
La película de Zavala,
1810, 1910 y 2010
Espectáculos-1753.indd 69 6/5/10 12:33 AM
70

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

tima fecha es una vieja estructura rodeada
de narcos”.
Agrega:
“La casa es una metáfora sobre el país.
Yo diría que involuciona en vez de evolu-
cionar por todo lo que nos está pasando.”
Dos personajes, interpretados por Ma-
ría Aura (hija de Boullosa y el fallecido
poeta Alejandro Aura) y Kuno Becker, se
repiten en las tres épocas. Es, a decir de
Boullosa, una “romeojulietitlán”.
La autora de Cielos de la tierra inclu-
ye también como personaje la obra pictó-
rica de José María Velasco y Gerardo Mu-
rillo, Doctor Atl, entre otros artistas, de la
colección de arte mexicano de los siglos
XIX, XX y pintura colonial de Andrés
Blaisten, actualmente en exhibición en el
Centro Cultural Tlatelolco de la UNAM.
En la cinta no se verán grandes bata-
llas, sino lo que ocurre dentro de la casa.
Contribuyen al financiamiento del fil-
me el gobierno de la Ciudad de Méxi-
co, el Consejo Nacional para la Cultura y
las Artes, el Instituto Mexicano de Cine-
matografía y la Fundación Alfredo Harp
Helú, y cuenta con los beneficios del ar-
tículo 226. Los productores son el esta-
dunidense Andrew Fierberg (Fur, con Ni-
cole Kidman; Hamlet, con Ethan Hawk, y
Rage, de Sally Potter, con Judy Dench y
John Leguizamo), Telefilms y la mexica-
na Anna Roth.
L
as paredes hablan es el primer
guión cinematográfico de la
escritora mexicana Carmen
Boullosa, pero como tenía libre-
tas y libretas con notas, monólogos, diá-
logos y descripciones, en fin, no se pudo
resistir para convertirlo en novela.
Desde Santiago de Compostela,
España, donde se efectúa el encuentro
de escritores iberoamericanos, llamado
Bienal de piedra y palabra y cuya tercera
edición finalizó este 6 de junio, Boullosa
comparte vía e-mail cómo escribió el lar-
go relato:
“En alguna de las pausas, cuando el
guión estuvo en el regazo del director de
la película Antonio Zavala, Anna Roth,
y mis hijos Juan y María, yo me senté a
escribir la novela. Había oído hablar largo
a esa casa (la protagonista de la película),
llamada Casa Espíritu. La conocía, le ha-
bía escuchado sus tonos, su humor, sus
arranques. O la escribía o me iba a dar un
síndrome de múltiple personalidad. Era
una obsesión con forma, con voz. Tenía
muchos apuntes, por ejemplo no pude
usar mis reflexiones acerca de la pintura
y los poetas mexicanos, se tuvieron que
quedar en mi cajón.
“Escribí la novela de principio a fin, con
una estructura distinta de la del guión: la
novela me exigía cosas que la pantalla no
permitiría. Es otra la velocidad; la corregí,
me iluminó también para la siguiente pasa-
da del guión, estoy ahora mismo enfrente
de las galeras. La edita Siruela, como mis
cuatro novelas anteriores.”
–¿Cómo surgió el guión?
–Andrew Andy Fierberg, productor in-
dependiente neoyorkino, acudió a mí con
la intención de realizar una película de una
novela mía, La virgen y el violín (la edición
de bolsillo aparecerá en Random House
México en estos días), basada en la obra y
la vida de Sofonisba Anguissola, la artista
cremonense que vivió en la corte españo-
la, contemporánea al siglo de oro literario,
predecesora de Velázquez, con la que él
entra en diálogo en sus lienzos repetidas
veces. Me encantaba la idea, en teoría,
pero yo necesitaba escribir de México, era
una necesidad; tenía hambre de México.
“Le hice una contrapropuesta a
Fierberg: de adaptar la novela que él que-
ría en México, hacer una Sofonisba en
una casa mexicana, pero terminé encon-
trando algo que le era atractivo a él, y que
a mí me interesó y que veía posible en la
pantalla.”
La escritora, quien ahora radica en
Nueva York, convenció a Fierberg de que
“conseguiríamos en México financia-
miento, con el artículo 266 de la Ley del
Impuesto Sobre la Renta y los apoyos
estatales”.
Una “Romeojulietitlán”
Desde la propuesta en papel quedaba
claro que “Las paredes hablan sería una
Romeojulietitlán”, y Andy la aprobó:
“No resistí la tentación, y me lancé
a escribir yo misma el guión. La primera
versión rozaba las 200 cuartillas. Andy lo
quiso, pero había necesidad de cortarlo,
hubiera sido una película de más de cua-
tro horas.
“Andy puso a mi lado a Martina Klich,
quien trabajaba entonces con la hoy des-
aparecida Miramax. Ella supervisó y criticó
todas las nuevas versiones hasta que
llegamos a la que dimos para empezar la
preproducción. Todos metieron su cuchara,
Zavala, Roth, María y Juan Aura. Criticaron,
De guión de cine
COLUMBA VÉRTI Z DE LA FUENTE
preguntaron, añadieron y objetaron.
Reescribí mucho, volví a pasar tiempo
con Martina. Y llegué a la versión final.”
–¿Por qué la protagonista es una
casa?
–Desde un principio pensé en una
casa con voz y con ojos, por decirlo así.
Una casa que contiene una colección
representativa del arte pictórico mexica-
no, de la Colonia a nuestros días. Una
colección que va creciendo y que se
abre como ventanas hacia el país.
En sus últimas novelas Boullosa in-
corpora pinturas, “han sido mis centros”.
–¿Cómo refleja las tres etapas:
1810, 1910 y 2010?
–Casa Espíritu cuenta los días que ella
contiene. Su visión del tiempo no es lineal.
Su percepción de la historia es en este
sentido irregular: sólo atiende a las que
quieren ser interrupciones del orden so-
cial. Eso le atrae, lo mismo que la creación
de pinturas, que a su manera son también
una interrupción del orden “natural”.
–Según su visión, ¿qué diferencias y
semejanzas hay en esas tres etapas?
–Enormes, para mí. Pero no soy yo
quien habla, sino Casa Espíritu. Para ella
las semejanzas son que, por una parte,
hay la voluntad de provocar cambios
radicales, y por la otra el gran fracaso.
La mayor parte de los actores de esos
momentos históricos permanecen en
sus casillas, por decirlo burdamente: los
que están jodidos al principio, siguen
jodidos al final, y los que están podridos
de plata al principio, siguen podridos de
plata al final. El cambio, como tal, pare-
ce imposible. El tiempo es circular.
–Por cierto, ¿está de acuerdo
que se hayan sacado los restos de
los libertadores de la Columna de la
Independencia, que primero estudiarán
y luego exhibirán en una muestra en
Palacio Nacional?
–Creo que fue un error, si lo leemos
simbólicamente. No lo habría yo hecho
nunca. Es como querer decir: “Sus
héroes no fueron nunca, a menos que
pasen por el prisma de un análisis cien-
tífico”. Entiendo el deseo de “estudiar-
los”, pero simbólicamente, como están
las cosas, no se lee bien. O
a novela
Espectáculos-1753.indd 70 6/5/10 12:33 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 71
Con relación al reportaje
publicado por la prestigiada
revista Proceso el domingo
30 de mayo, la Secretaría de
Cultura informa lo siguiente:
El Gobierno de la Ciudad,
a través de la Secretaría de
Cultura, ha venido trabajando
arduamente para fomentar los
sectores cinematográfico y
audiovisual de la ciudad:
Este trabajo se resume de
la siguiente manera:
1.- En abril de 2008, la
secretaría retomó la propuesta de la Ley de
Fomento al Cine elaborada por el entonces
diputado de la ALDF Tomás Pliego, para su
análisis.
2.- Entre junio y octubre de 2008, la
Secretaría de Cultura, en conjunto con diver-
sos sectores de la comunidad cinematográfi-
ca y audiovisual, trabajaron sobre esta prime-
ra propuesta y de este proceso se obtuvieron
las iniciativas de la Ley de Filmaciones en el
DF y de la Ley de Fomento al Cine Mexicano
en el DF.
3.-En de 2008, la Comisión de Cultura de
la Asamblea Legislativa, presidida por el en-
tonces diputado Mauricio Toledo, dictaminó
ambas leyes positivamente y fueron apro-
badas ese mismo mes por consenso en la
Asamblea Legislativa del Distrito Federal.
4.- La ley de Filmaciones en el DF en-
tró en vigor el 1 de abril de 2009 y se creó
la Comisión de Filmaciones del DF, que a
partir de esa fecha regula las filmaciones en
la ciudad, con el apoyo de la Secretaría de
Seguridad Pública del DF y las delegaciones
políticas, a través de la ventanilla única, lo cual
ha solucionado de manera eficiente este añejo
problema de la comunidad cinematogràfica.
5.- A partir de enero de 2010 la Comisión
de Filmaciones logró ante las autoridades
competentes 80% de descuento a estu-
diantes y películas mexicanas en el pago
de derechos por concepto de permisos de
filmación de acuerdo como lo
establece el Código Fiscal del
Distrito Federal, a partir de la
redacción de la propia Ley de
Filmaciones. Cabe aclarar que
la Comisión de Filmaciones se
desempeña de acuerdo con
las leyes y la normatividad
vigentes.
6.- El pasado 27 de mayo
de 2010, la Secretaría de
Cultura creó y auspició el fes-
tival distrital. Semana de Cine
Mexicano y otros Mundos,
que cumple con una parte de
la Ley de Fomento al Cine Mexicano en el DF
brindando un espacio privilegiado y único en
la Ciudad de México de exhibición y diálogo
para los cineastas mexicanos.
7.- Mario Delgado, Secretario de
Finanzas de la Ciudad, anunció a nombre del
jefe de Gobierno, Marcelo Ebrard, que una
vez reunidos los recursos por un monto de 2
millones 500 mil pesos, en el ejercicio abril de
2009 a junio de 2010, a través de la Comisión
de Filmaciones, los mismos serán puestos
en breve en un fondo que se utilizará como
fondo inicial del Fideicomiso para Promoción
y Desarrollo del Cine Mexicano en el Distrito
Federal, de inminente constitución.
8.- Se subraya que el dinero recaudado
será puesto a disposiciòn de nuestros crea-
dores cinematográficos, por lo cual no irán de
ninguna forma a fondo perdido.
9.- La Secretaría de Cultura reitera el
compromiso de Marcelo Ebrard, jefe de
Gobierno, con el cine mexicano, al haber
impulsado la promulgación de dos leyes fun-
damentales de esta industria cultural estraté-
gica para la economía de la ciudad y para su
desarrollo cultural.
Miguel Ángel Pineda
Director de Divulgación de la Secretaría
de Cultura del DF.
Nextel 46169564
Of. 17193000 Ext. 1116 y 1117
Precisiones de la Secretaría
de Cultura sobre apoyo al cine
ESPECTÁCULOS
de la UNAM, antes Secretaría de Relacio-
nes Exteriores.
Los actores
Para María Aura, en Las paredes hablan
“es importante la reflexión que se hace de
quiénes somos y por qué hemos llegado,
como país, en donde estamos”.
Ve con agrado que no sea una historia
que cuente lo que ocurrió en cada etapa. Y
platica que como actriz ha sido muy diver-
tido realizar tres papeles diferentes.
Y Miguel Rodarte así lo hace cavilar
en Las paredes hablan:
“Desde la Colonia, siempre ha habi-
do una búsqueda por favorecer a un grupo
privilegiado. Para mi gusto estamos muy
atados y añadidos a los intereses particula-
res de un grupo particular que no necesa-
riamente es mexicano. Desde ese punto de
vista falta mucho por hacer.” O
También Juan Aura, hermano de Ma-
ría, es productor y Pedro Boullosa, tío de
ambos, es el productor ejecutivo.
Los otros actores que figuran son Joa-
quín Cosío, Silverio Palacios, Miguel Ro-
darte, Gerardo Taracena y Mario Zaragoza.
Rafael Mandujano es el responsable
del diseño de producción y Esteban de
Llaca el director de fotografía.
El afortunado
Zavala, quien ya tiene un largometraje ti-
tulado Deseo, aún sin estrenarse y donde
también es productor Fierberg, cuenta que
tuvo el privilegio de que Boullosa, Fier-
berg y Roth lo invitaran a dirigir Las pa-
redes hablan:
“Entrevistaron a 17 personas para rea-
lizar la película. Fue un largo proceso de
aprobación. Me enviaron a Nueva York
una semana para trabajar con la escrito-
ra Boullosa, y parece que nos entendimos
muy bien. Me interesó el proyecto porque
me pareció un enorme almanaque, un enor-
me laberinto de la historia, y donde se ve la
historia desde otro punto de vista. Nos en-
señan la historia con fanfarrias y uno piensa
que son los grandes momentos culminan-
tes, y se nos olvida qué pasaba en la vida
cotidiana, y eso es lo que nos encantaría
descifrar.
“Además, era un reto retratar distintas
épocas. Visualmente parece un desafío de-
licioso, muy enriquecedor.”
–¿Qué tan difícil ha sido retratar esas
tres épocas?
–Nuestro mapa de navegación es la co-
lección Blaisten. Que hayamos podido te-
ner a la mano la colección de arte mexi-
cano más importante del mundo, fue
encontrar un camino pavimentado.
–¿Cómo se investigó toda la parte
pictórica?
–Contamos con don Andrés Blaisten,
de hecho actúa en la película. Le hice un
pequeño cameo. Además, la investigación
histórica de cada uno de los departamen-
tos fue copiosa.
Las pinturas son los ojos de la casa. No
se usaron las originales porque se reprodu-
jeron fotográficamente sobre lienzos y les
dieron textura con óleo, cuando hizo falta.
Sólo se utilizó el original del paisaje de Iz-
tacalco, de Pedro Villegas, una representa-
ción del área donde ocurrió la tragedia del
New Divine: del edén al infierno.
La colección Blaisten supera inclu-
so en ciertas áreas los acervos de algunos
museos nacionales. En las últimas dos dé-
cadas el acervo ha llamado cada vez más
la atención, tanto de especialistas del ar-
te como de un público más amplio. Des-
de el 22 de octubre de 2007, una parte sig-
nificativa de la colección forma parte del
Centro Cultural Universitario Tlatelolco
Espectáculos-1753.indd 71 6/5/10 12:33 AM
De Roberto Ramos Trujillo
Señor director:
Interesante el suplemento sobre el Mundial de
Futbol que, en Proceso 1751, empieza a publi-
carse bajo el título Sudáfrica 2010,
además de que representa un
pararrayos ante la abominable tor-
menta mediática que nos aguarda.
Como siempre, ágil y agudo
el artículo de Juan Villoro sobre
el astro argentino en boga. Una
pequeña objeción, sin embargo:
Juan Sasturain se equivoca al
afirmar que Messi ya reprodujo
de forma simétrica el gol de
Maradona. Es una pifia lamenta-
ble porque al analista se le olvida
que sencillamente es imposible
repetir la complejidad de un de-
terminado contexto.
Acerca del suplemento
Sudáfrica 2010
En 1986 estaba fresca la profunda herida de
las Malvinas. El azar o las precisas leyes hicieron
que Argentina se careara con Inglaterra en el
terreno de juego, en un torneo de corte mundial.
Diego Armando Maradona le encajó a los ingle-
ses, en el mero centro del orgullo y en el instante
preciso e irrepetible, el tanto más
espectacular de toda la historia.
Dicho esto, me permito
sugerir que al abordar la per-
sonalidad de los astros, los
lectores tengamos oportunidad
de asomarnos a su estructura
psíquica, de tal manera que
podamos apreciar las posiciones
políticas o sociales que abrigan,
en el caso de que las tengan;
pero, si no, de todos modos re-
sultará ponderable ventilar esa
hipotética oquedad.
Atentamente
Roberto Ramos Trujillo
De Eduardo Macías Garrido
Señor director:
A raíz de las declaraciones que han hecho las
autoridades del Instituto Potosino de Investigación
Científica y Tecnológica (Ipicyt) después de que el
suscrito publicó una carta en Proceso 1748, quie-
ro recordar públicamente que ellas se han visto
involucradas en numerosos escándalos.
Por ejemplo, el director general del Ipicyt,
David Ríos Jara, no hizo nada frente a las quejas
de acoso, intimidación y amenazas que estudian-
tes e investigadores presentaron contra el doctor
José Luis Rodríguez López, quien además –y el
propio Ríos Jara lo sabe– tiene un récord crimi-
nal en Estados Unidos (el número 5359756 del
Departamento de Seguridad Pública de Austin,
Texas–, ya que, mientras realizaba una estancia
posdoctoral en la Universidad de Texas, fue
arrestado por daño y lesiones a un miembro de
su familia.
Recordemos también que el director fundador
del Ipicyt, José Luis Morán López, fue in-
habilitado durante 10 años por
la Secretaría de
la Función
Pública, y
que ahora se
despide injus-
tificadamente
a quienes
denuncian las
irregularidades
de los directivos
o a quienes no
piensan como
ellos, como ocurrió
con mis defendi-
dos, los doctores Mauricio y Humberto Terrones
Maldonado.
El doctor Ríos Jara rechaza algunas acu-
saciones, afirma que otras se refieren a hechos
descontextualizados, y a los denunciantes les
atribuye falta de lealtad o de solidaridad. No, en
sus actos y respuestas ante las quejas lo único
que salta a la vista es su personalidad acomple-
jada e intolerante.
Puesto que lo ocurrido en el Ipicyt es señal
de la podredumbre, la genuflexión y las alianzas
de siempre, se ha presentado una denuncia de lo
ocurrido ante el presidente de la República, Felipe
Calderón, para que se investiguen seriamente los
hechos y se castigue a los malos funcionarios.
Esperemos que no pase lo que el número
1745 de Proceso describe bajo el título Indolencia
en Los Pinos (página 78), y que el director general
del Conacyt, maestro Juan Carlos Romero Hicks,
no se moleste con los mexicanos que, comprome-
tidos con la verdad y la justicia, reclamamos poner
fin a la impunidad. (Carta resumida.)
Atentamente
Licenciado Eduardo Macías Garrido
Abogado de Mauricio y Humberto
Terrones Maldonado
karedu5@prodigy.net.mx
Teléfono: 55-14-06-57-52
“Derroches y desequilibrios”
en el proyecto de La Yesca
Señor director:
Sin considerar las observaciones y recomenda-
ciones que el autor de estas líneas realizó sobre
el proyecto hidroeléctrico de El Cajón, Nayarit, las
autoridades decidieron ejecutar el de La Yesca, que
será igualmente oneroso y de difícil recuperación.
La Yesca no sólo se contrapone a otras
obras regionales sumamente rentables, compe-
titivas y de usos múltiples (como Ixcatán, Nayar,
Agua Fría…), sino que conducirá a un aumento
en el consumo de combustóleo, gas natural, die-
sel y carbón para suplir la energía no-generada.
Asimismo, como sucede con El Cajón, se
acumulará una agobiante y permanente carga fi-
nanciera. De modo que, al dispararse la deuda im-
pagable de ambos proyectos, la industria eléctrica
estará en un grave riesgo de perder viabilidad.
Y es que se calcula que el costo de La Yesca
crecerá en alrededor de 400 millones de dólares,
debido a las frecuentes modificaciones del pro-
yecto, a desequilibrios o derroches financieros,
así como a la adecuación y ampliación de con-
tratos. Estos y otros factores pueden derivar en
que la actual administración federal tenga que
suspender o aplazar su construcción.
Tómese en cuenta que la presa hidroeléctrica
El Caracol, de Guerrero, puesta en operación
en 1986, hoy se encuentra casi azolvada y su
funcionamiento se concentra en la temporada de
lluvias, de junio a octubre, lo que hace muy difícil
que cumpla con sus objetivos y recupere las ex-
cesivas inversiones realizadas.
Ante estas circunstancias económicas, y
frente al hecho de que el gobierno actual no po-
drá cumplir sus compromisos internacionales de
aprovechamiento de fuentes de energía renova-
bles y limpias, permítame, señor director, plantear
las siguientes preguntas:
–¿Continuaremos los mexicanos cubriendo
los elevados costos políticos, económicos y so-
ciales por decisiones equivocadas?
–¿Las riquezas naturales –agua, hidrocarbu-
ros, minerales…– son recursos estratégicos para
el beneficio nacional, o una mercancía supedita-
da a intereses económicos?
–¿Quiénes asumirán la línea de responsabi-
lidades en la Secretaría de Energía y la Comisión
Federal de Electricidad?
Urge que los mexicanos revisemos a fondo
las políticas y directrices públicas, para que el
desarrollo y el progreso de la población actual
y futura se sustente en un auténtico y bien pla-
nificado proyecto de país. www.mexicotm.com
(Carta resumida.)
Atentamente
Ingeniero Manuel Frías Alcaraz
Denuncia que se está violando su
derecho humano a la investigación
Señor director:
Quisiera hacer del conocimiento de la opi-
nión pública que la CNDH recibió de mi parte
una queja que clasificó como violación a mi
derecho humano a la investigación (expediente
CDHDF/121/10/CNDH/R0316).
Esto, porque el director de la Facultad de
Ciencias de la UNAM, doctor Ramón Peralta y
Fabi, se empeñó en impedir la realización del
proyecto titulado Análisis radiológico de muestras
ambientales en la costa del Golfo de México y
costa de Quintana Roo, pese a que el abogado
general, doctor Luis Raúl González Pérez, le indi-
có que debía permitirlo.
72

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010

Palabra de lector 1753.indd 72 6/5/10 12:33 AM

1753 / 6 DE JUNIO DE 2010 73
PALABRA DE LECTOR
El abogado general giró esa ins-
trucción al doctor Peralta (oficio AGEN/
DGEL/132/09CIJ/18/09) luego de que presenté
una queja ante la Defensoría de los Derechos
Universitarios. Pero el doctor Peralta continuó
negándome los permisos, en julio y diciembre de
2009, para realizar muestreos radiológicos am-
bientales desde Matamoros, Tamaulipas, hasta
Chetumal, Quintana Roo, así como para atender
el intercambio interinstitucional celebrado con la
Universidad Veracruzana (UV).
Dentro de la UNAM he denunciado actos de
hostigamiento en mi contra por parte del doctor
Ramón Peralta Fabi, la doctora Andrea Luisa
Aburto Espina, la física María Luisa Marquina
Fábregas y la maestra en ciencias Alicia Zarzosa
Pérez.
Las últimas hostilidades han consistido en:
–Negativa a concederme permiso y apo-
yo para presentar el trabajo de investigación
titulado Determinación de concentraciones de
Cesio 137 y Cobalto 60 en las cercanías de la
Central Nuclear de Laguna Verde, en el estado
de Veracruz, México, que fue aceptado para
exponerse en el V Congreso Latinoamericano
de Física Médica, que debió concluir en Cuzco,
Perú, el 20 de mayo de 2010.
–Negativa a reembolsarme los gastos por
concepto de viáticos utilizados en el trabajo de
campo consistente en la colección de mues-
tras ambientales en las costas de Veracruz y
Tamaulipas, a pesar de que tengo en mi poder
dos oficios que acreditan que las autoridades
correspondientes me enviaron a efectuar ese
trabajo de campo.
–Cancelación de Cursos de Protección
Radiológica, el último de los cuales estaba
programado para junio. Otros que no autori-
zaron fueron solicitados por el sector salud de
Guanajuato, Campeche y Tabasco, además de
algunos que pidieron de Panamá y Colombia.
Debo agregar que estos cursos generan re-
cursos económicos para la UNAM, a cuyas auto-
ridades reclamo reconocer mis derechos y poner
fin a esta situación. (Carta resumida.)
Atentamente
Físico matemático Bernardo Salas Mar
Laboratorio de Análisis Radiológicos
de Muestras Ambientales
Facultad de Ciencias-Departamento
de Física de la UNAM
Reporta el despojo de un terreno
con la complicidad de autoridades
Señor director:
Le solicito publicar esta denuncia sobre un hecho
de corrupción en el manejo del Registro Público
de la Propiedad del Distrito Federal que implicó la
complicidad de autoridades y constructores.
En la situación que enseguida describiré,
hubo falsificación de documentos y suplantación
de personas muertas con el fin de apoderarse de
un terreno que no les pertenece para construir en
él y venderlo.
Se trata de un predio (Costa y Rivera, colonia
Los Alpes, delegación Álvaro Obregón, Distrito
Federal) que mi padre, David López Peimbert,
adquirió con su sueldo de maestro y que nos
dejó como herencia.
Pues bien, sorpresivamente y sin ningún
antecedente legal, esa propiedad apareció en el
Registro Público como vendida a Andrés López
Gómez, cuando mi padre ya había fallecido (o sea,
fingieron haber llevado a mi padre muerto a firmar).
Para finiquitar la tropelía y burlarse de la
ley, López Gómez vendió a su vez el terreno al
constructor Eduardo Zárate Martínez, quien eri-
gió en el lugar un edificio para comercializarlo.
Hubo actos administrativos y notariales donde se
suplantaron documentos y se simuló una venta,
además de que en la escritura se inscribieron
antecedentes falsos.
Estos hechos fueron denunciados ante el
Ministerio Público en la Fiscalía Desconcentrada
de la Delegación Álvaro Obregón. Se levantó allí
el acta número FAO/AO-3T1/00901/09-06, pero
extrañamente pretenden mandar el expediente a
la reserva en lugar de continuar con la investiga-
ción previa correspondiente.
De lo aquí manifestado cuento con pruebas
fehacientes que puedo exhibir ante las autorida-
des que estén dispuestas a hacer justicia y a no
solapar corruptelas y pillerías de mafias dedicadas
a despojar de su patrimonio a personas pacíficas
y de trabajo. (Carta resumida.)
Atentamente
Germán Clemente López Vie
Palabra de lector 1753.indd 73 6/5/10 12:34 AM
Palabra de lector 1753.indd 74 6/5/10 12:34 AM

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful