You are on page 1of 14

Vitamina B5

La vitamina B5, también llamada ácido pantoténico, pertenece al grupo de las


vitaminas B hidrosolubles. Su nombre proviene de la palabra griega ‘pantos’, que
significa ‘en todas partes’, puesto que está presente en todas las células vivas.
FUNCIONES PARA LA SALUD
Una ingesta adecuada de vitamina B5 (ácido pantoténico) es importante puesto que ayuda al
cuerpo a:
• convertir alimentos en glucosa, utilizada para producir energía;
• descomponer grasas, hidratos de carbono y proteínas para generar energía;
• sintetizar colesterol.
• formar glóbulos rojos, así como hormonas sexuales y relacionadas con el estrés.
La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), que presta asesoramiento científico a
los responsables políticos, ha confirmado que se han demostrado unos claros beneficios para la
salud de la ingesta de ácido pantoténico (vitamina B5) en la dieta, ya que contribuye a lo
siguiente:
• Funcionamiento normal del metabolismo productor de energía;
• Rendimiento mental normal;
• Metabolismo y síntesis normales de hormonas esteroides, vitamina D y algunos
neurotransmisores.
REDUCCIÓN DEL RIESGO DE ENFERMEDAD

 Cicatrización de heridas

Estudios, principalmente en tubos de ensayo y animales y tan sólo unos pocos con
humanos, sugieren que los suplementos de vitamina B5 podría acelerar la cicatrización de
las heridas, especialmente tras una operación.

 Colesterol elevado y triglicéridos

Diversos estudios pequeños sugieren que la vitamina B5 (pantetina) podría ayudar a reducir
el colesterol y los triglicéridos en la sangre de las personas con un elevado nivel de grasa en
la sangre.

 Artritis reumatoide

Existe evidencia muy preliminar que sugiere que los suplementos de ácido pantoténico
podrían ayudar a reducir los síntomas de artritis reumatoide.
DEFICIENCIA

Puesto que la vitamina B5 (ácido pantoténico) está presente en alguna medida en todos los alimentos, se
asume que raramente se da una deficiencia. No obstante, la deficiencia de ácido pantoténico en humanos
no está bien documentada y probablemente no se da de forma aislada, sino junto con deficiencias de otras
vitaminas B.
Los grupos de riesgo de una deficiencia son los alcohólicos, las mujeres que toman anticonceptivos orales,
personas que no comen lo suficiente (p. ej., personas mayores o en tratamiento postoperatorio) y personas
con problemas de absorción (debido a ciertas enfermedades internas).
Los síntomas de una deficiencia de vitamina B5 podrían incluir fatiga, insomnio, depresión, irritabilidad,
vómitos, dolor de estómago, quemazón en los pies e infecciones respiratorias altas.

Fuentes
Una gran cantidad de alimentos son fuentes de vitamina B5. El ácido pantoténico se puede encontrar en fuentes de
origen animal. Esta vitamina está contenida en todos los alimentos de origen animal, aunque hay algunos que se
destacan por tener mayores aportes. Se puede encontrar altos niveles de vitamina B5 en alimentos como hígado,
vísceras, carne de ave y huevos.
Por otra parte, los vegetales son otra fuente donde se encuentra la vitamina B5. Principalmente en las levaduras, el
brócoli, tomates, patatas, hongos y legumbres.
Asimismo, existen suplementos dietarios sintetizados en laboratorios como forma de suplementar las carencias de ácido
pantoténico.
SINERGIA
Vitamina B5 funciona mejor en combinación con otras vitaminas B, por lo que
se recomienda ingerir un complejo de vitaminas B además de la vitamina B5.
Además, se debe prestar atención a los niveles suficientes de azufre, en
particular cisteína, ya que es necesario para la conversión de ácido
pantoténico en forma activa (pantetina) un grupo –SH de la cisteína. También
se necesita, para la conversión de ácido pantoténico en CoA, el magnesio,
ya que en caso de deficiencia de magnesio haría que esta conversión no
pudiese llevarse a cabo. Por último, se recomienda siempre una combinación
de suplementación ortomolecular, con un multivitamínico y vitamina C.
RECOMENDACIONES PARA EL CONSUMO
Dado que no se dispone de información suficiente en la que basarse para recomendar aportes
de vitamina B5 (ácido pantoténico), la mayoría de los países han dado una estimación de los
niveles seguros y adecuados de ingesta diaria para los grupos de población sana que varía de 3
a 12 mg para los adultos.
Situación de consumo
Sondeos de nutrición nacionales han mostrado que los aportes diarios de vitamina B5 estimados
de la mayoría de la gente cumplen las recomendaciones.

Seguridad
Se considera que la vitamina B5 es segura a dosis equivalentes a la ingesta diaria y a dosis
moderadamente superiores. Dosis muy elevadas podrían causar diarrea y potencialmente
aumentar el riesgo de hemorragias.
VITAMINA B6
Vitamina hidrosoluble, que se transforma en el organismo en sus formas
activas piridoxal-fosfato, y en menor medida, en fosfato de piridoxamina.
Estas formas participan como cofactores enzimáticos en numerosas
reacciones bioquímicas implicadas en el metabolismo de las proteínas y
aminoácidos, y en menor medida, en el de los lípidos y los glúcidos. También
participa en la síntesis de los ácidos nucleicos, de hemoglobina, y parece
intervenir en la del GABA.
FUNCIONES PARA LA SALUD
Una ingesta adecuada de vitamina B6 (piridoxina) es esencial puesto que ayuda
al cuerpo a:
• convertir alimentos en glucosa, que es utilizada para producir energía.
• formar neurotransmisores, que transportan señales de una célula nerviosa a otra.
• producir hormonas, glóbulos rojos y células del sistema inmunitario.
• controlar (junto con la vitamina B12 y la vitamina B9) el nivel de homocisteína en
la sangre, un aminoácido que podría estar asociado con las enfermedades
cardiacas.
La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), que presta asesoramiento
científico a los responsables políticos, ha confirmado que se han demostrado unos
claros beneficios para la salud de la ingesta de vitamina B6 en la dieta, ya que
contribuye a lo siguiente:
• Funcionamiento normal del metabolismo de proteínas y glucógeno.
• Funcionamiento normal del sistema nervioso.
• Formación normal de glóbulos rojos.
• Funcionamiento normal del sistema inmunitario.
• Regulación de la actividad hormonal.
REDUCCIÓN DEL RIESGO DE ENFERMEDAD
Enfermedades cardiovasculares

Diversas observaciones han sugerido que una ingesta reducida de vitamina B6 está asociada con un mayor
riesgo de sufrir enfermedades cardiacas. Además, se ha observado que la vitamina B6 desempeña un
papel en la disminución del nivel de homocisteína en la sangre; un nivel alto de este aminoácido parece
estar asociado con las enfermedades cardiacas, pero no está claro si el reducir el nivel de homocisteína
reduciría el riesgo de dichas enfermedades.
Función inmunitaria
Estudios indican que un aporte adecuado de vitamina B6 es especialmente importante para las personas
mayores, puesto que este grupo tiene con frecuencia una función inmunitaria deficiente. Se ha observado
que la cantidad de vitamina B6 necesaria para mejorar el sistema inmunitario es superior (2,4 mg/día para
los hombres; 1,9 mg/día para las mujeres) al aporte recomendado actualmente.
Función cognitiva
Debido a que los hallazgos de los estudios difieren, actualmente no está claro si una suplementación con
vitamina B6 y otras vitaminas B podría aminorar el declive cognitivo relacionado con la edad (p. ej.,
percepción, atención, tiempo de reacción y memoria).
Cálculos renales
Los resultados de algunos estudios sugieren que una mayor ingesta de vitamina B6 podría reducir el riesgo
de desarrollar cálculos renales, mientras que otros ensayos no han mostrado esta relación.
FUENTES
Fuentes excelentes de vitamina B6 (piridoxina) son el pollo, la ternera,
especialmente el hígado, y el cerdo.
Algunas buenas fuentes son el pescado (salmón, atún, sardinas, mero y arenques),
los frutos secos (nueces, cacahuetes), el pan, el maíz y los cereales integrales. La
verdura y la fruta son, en general, fuentes pobres en vitamina B6.
DEFICIENCIA
La deficiencia de vitamina B6 raramente se da de forma aislada, suele ocurrir en
combinación con un déficit de otras vitaminas del complejo B (especialmente con
la vitamina B2).
Los grupos de población con riesgo de una deficiencia de vitamina B son las
mujeres embarazas y lactantes (mayor demanda) y las que toman
anticonceptivos, las personas mayores (menor ingesta de alimentos), personas de
bajo peso, alcohólicos crónicos y personas con una ingesta de proteínas elevada.
Los síntomas de deficiencia incluyen trastornos del sistema nervioso (irritabilidad,
depresión y confusión), sistema inmunitario deficiente e inflamación de la piel y las
mucosas.
RECOMENDACIONES PARA EL CONSUMO
El aporte dietético recomendado de vitamina B6 (piridoxina) varía de acuerdo
con la edad, sexo, grupo de riesgo y otros criterios aplicados. Para las mujeres
adultas se ha establecido un margen de 1,1 a 1,5 mg/día, y para los hombres
adultos de 1,3 a 1,7 mg/día.
La necesidad de vitamina B6 aumenta cuando se sigue una dieta rica en
proteína, puesto que el metabolismo de la proteína sólo puede funcionar
adecuadamente con la ayuda de piridoxina.
SEGURIDAD
La vitamina B6 en todas sus formas se tolera bien, pero los grandes excesos
pueden resultar tóxicos. Una ingesta prolongada de dosis diarias de 500 mg o más
podrían causar daños en los nervios sensoriales.
Nivel de ingesta máximo tolerable
Para evitar efectos adversos, las autoridades europeas y estadounidenses han
establecido niveles máximos de ingesta de vitamina B6. Mientras que EE. UU. la
dosis máxima recomendada es 100 mg de piridoxina al día para los adultos, en la
Unión Europea son 25 mg/día.
Interacciones con fármacos
Debido a las posibles interacciones, los suplementos dietéticos no deben ser
tomados con medicamentos sin consultar previamente a un profesional médico.
OTRAS APLICACIONES
Cualquier tratamiento dietético o farmacéutico con altas dosis de
micronutrientes necesita supervisión médica.
 Efectos secundarios de los anticonceptivos orales
Mientras que evaluaciones anteriores sugerían un tratamiento con vitamina B6
para mujeres que sufren efectos secundarios de anticonceptivos (p. ej., náuseas,
vómitos, depresión), investigaciones más recientes no mostraron ningún beneficio
en la prevención de estos efectos secundarios.
 Síndrome premenstrual (SPM)
Algunos estudios de un diseño deficiente han mostrado que la vitamina B6
podría mejorar los síntomas de SPM. Sin embargo, ensayos mejor diseñados no
han establecido este beneficio.
 Depresión
Dado que se ha observado que la vitamina B6 eleva el nivel del neurotransmisor
serotonina en la sangre, y un nivel bajo de serotonina está asociado con la
depresión, se ha sugerido que la vitamina B6 podría ayudar a reducir los síntomas
de depresión.
 Náuseas y vómitos durante el embarazo
Diversos estudios indican que una dosis diaria de vitamina B6 podría ayudar a
reducir el malestar matutino durante el embarazo, mientras que otros estudios
no han establecido este beneficio. Puesto que el malestar matutino también
desaparece sin tratamiento alguno, es difícil aportar evidencias claras de los
efectos de la vitamina B6.
 Síndrome del túnel carpiano
Algunos estudios han sugerido que la vitamina B6 podría ayudar a reducir la
inflamación y los síntomas del síndrome del túnel carpiano, pero no todos los
estudios han mostrado que sea efectivo. Hasta ahora no hay una evidencia
que justifique un tratamiento del síndrome del túnel carpiano con
suplementos de vitamina B6. (El síndrome del túnel carpiano es una
neuropatía periférica que ocurre cuando el nervio mediano se comprime
dentro del túnel carpiano, a nivel de la muñeca).
Gracias