Como un Delfín, existen personas que son puras y sinceras.

Tales personas forman un lazo de amistad amplio y eterno.

Como un Delfín, existen personas que viven felices y no les gusta ver a sus amigos tristes. Por eso, siempre intentan alegrar sus corazones.

Como un Delfín, existen personas que consiguen arreglar todo, por más difícil que sea el obstáculo delante suyo.

Como un Delfín, ninguna persona en el mundo puede vivir sola, por eso, hacen amigos y los acompañan en todos los momentos.

Como un Delfín, las personas necesitan sonreír para que su vida sea cada vez mejor.

Como un Delfín, un niño ve el mundo de manera honesta y feliz, donde todo tiene un tono de juego y todo es la más pura verdad.

Como los Delfines, las personas necesitan cariño y comprensión. Si podemos entender los sentimientos de un Delfín, ¿por qué no entendemos los sentimientos de una persona?

Como los Delfines, necesitamos dar y recibir amor.

Como los Delfines, necesitamos de libertad para poder vivir. Necesitamos de libertad para expresar nuestros sentimientos. Aún siendo libres, siempre buscamos alguien para aferrarnos. Aún buscando, incansablemente, amigos y amores, necesitamos de un momento solos.

Como los Delfines, apreciamos la luna, apreciamos una noche hermosa. No te sientas solo por la noche, siempre existirá un amigo a quien puedas llamar, así como hacen los Delfines. Como los Delfines, existen personas listas a ofrecerte una amistad eterna. Ten la seguridad que, la persona que te envió este mensaje, tiene un gran amor por ti. Envía este mensaje a tus amigos y a quien amas. Actuemos como un Delfín. Nunca desanimes.