You are on page 1of 27

ARTETERAPIA

ARTETERAPIA

 La arteterapia, es un tipo de terapia artística (o


Terapia creativa), que consiste en el uso del proceso
creativo con fines terapéuticos. Se basa en la idea de
que los conflictos e inquietudes psicológicas pueden
ser trabajados por el paciente mediante la
producción artística. Se instrumenta con los distintos
tipos de disciplinas artísticas (música, plástica, teatro,
danza), según la situación terapéutica que se esté
atravesando.

 La terapia artística tiene un rango amplio de


aplicación, en áreas como la rehabilitación (ver
terapia ocupacional), la educación y la salud mental.
ORÍGENES
 Surge a partir de los planteamientos de Sigmund
Freud y de Carl Gustav Jung en cuanto al lenguaje
simbólico del inconsciente.

SIGMUND FREUD CARL GUSTAV JUNG


Datos importantes en el
surgimiento de la disciplina
 1959: Fue fundada la Sociedad internacional de
psicopatología de la expresión (ISPE), en Italia,
principalmente por psiquiatras europeos
(descendientes de Prinshorn).
 1966: Se funda La institución precursora de la
Asociación Americana de Terapia Artística (AATA).
 1962: de la organización anterior, empieza a
publicarse el Bulletin of Art Therapy, actualmente el
American Journal of Art Therapy.
CARACTERÍSTICAS DEL
ARTETERAPIA
 Relevancia del proceso de creación por sobre el
producto artístico, ya que es en las limitaciones de
este proceso en donde pueden trabajarse las
dificultades para simbolizar la experiencia.

 Importancia de la creatividad, bajo el supuesto que


su desarrollo favorecería el surgimiento de soluciones
creativas en otras áreas de la vida.

 Énfasis en la creación espontánea, sin importar el


grado de pericia plástica, con un objetivo más bien
expresivo.
ENFOQUE JUNGUIANO

 Para Jung, se valora la relación entre el creador y la


imagen mediante la estimulación de preguntas y
diálogo. La relación terapéutica no se basa en la
confrontación sino que se establecen mediante el
arte que actúa como un filtro o barrera. En esta
situación el arte actúa como mediador entre el
cliente y el terapeuta. La imagen se trata como una
extensión del cliente (que de una forma metafórica lo
es). Las imágenes se vinculan con el pasado
mediante sucesos actuales de la vida del cliente y
con el presente y el futuro mediante los arquetipos. El
enfoque junguiano trabaja el arte en terapia como
mediadior de lo inconsciente.
ENFOQUE PSICOANALÍTICO

 El enfoque es no-interpretativo, el paciente hace sus


propias interpretaciones del arte y encuentra sus
significados propios. La persona expresa mediante
mensajes visuales, tonos de voz, lenguaje corporal y
contenido verbal. El paciente comparte su expresión
con imágenes, y el terapeuta ayuda al paciente con
su expresión mediante movimiento, verbalización y
otros usos de los materiales. Los terapeutas de la
teoría Gestalt, estimulan el crecimiento de los
pacientes así como el desarrollo de su potencial
innato
ENFOQUE HUMANISTA

 El ambiente que el arte terapeuta humanista intenta crear refleja


la ausencia total de actitudes que juzgan o sugieren algo bueno,
malo, fuerte, débil, que aman u odian. Las diferentes
modalidades de terapias expresivas han reemplazado las más
tradicionales que se basaban en curar la enfermedad, el estrés,
la ansiedad, trastornos psicóticos y neuróticos y se concentran en
el potencial creativo y expresivo de la persona para buscar
estilos de vida significativos, promoviendo así el bienestar físico,
mental y espiritual de una persona que puede expresar sus
sentimientos, pensamientos e ideas de una forma creativa.

 Dentro de esta línea se encuentran enfoques como el de Natalie


Rogers, denominado Conexión Creativa. Que se basa en la
articulación de distintos lenguajes expresivos entre sí. Esta
corriente tiene como base teórica el Enfoque Centrado en la
Persona.
Obra: El Guernica
Autor: Pablo Picasso
Año: 1937
Museo Reina Sofia
Madrid España
DESCRIPCIÓN DEL CUADRO
 El Guernica es un óleo sobre lienzo, con unas dimensiones de 3,50 x
7,80 m. A pesar de su título, y de las circunstancias en que fue
realizado, no hay en él ninguna referencia concreta al bombardeo
de Guernica ni a la Guerra Civil Española. No es, por lo tanto, un
cuadro narrativo, sino simbólico. Está pintado utilizando únicamente
el blanco y negro, y una variada gama de grises.
 La estructura del cuadro es semejante a la de un tríptico, cuyo panel
central está ocupado por el caballo agonizante y la mujer portadora
de la lámpara. Los laterales serían, a la derecha, la casa en llamas
con la mujer gritando, y, a la izquierda, el toro y la mujer con su hijo
muerto. El del tríptico no es, sin embargo, el único principio de
ordenación espacial presente en el Guernica. Las figuras están
organizadas en triángulos, de los cuales el más importante es el
central, que tiene como base el cuerpo del guerrero muerto, y
como vértice la lámpara
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 En el cuadro aparecen representados nueve


símbolos: seis seres humanos y tres animales (toro,
caballo y paloma). De izquierda a derecha, los
personajes son los siguientes:
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Toro. Aparece en la izquierda del cuadro, con el


cuerpo oscuro y la cabeza blanca. Este voltea y
parece mostrarse aturdido ante lo que ocurre a su
alrededor. Al ser preguntado sobre el simbolismo del
toro, Picasso indicó que simbolizaba "brutalidad y
oscuridad". Se ha indicado también que la figura del
toro, como en otros cuadros anteriores de Picasso
(como la Minotauromaquia de 1935), puede ser, en
cierto modo, un autorretrato del propio artista
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Madre con hijo muerto. Se sitúa bajo el toro, como


protegida por él, con la cara vuelta hacia el cielo en
un ademán o grito de dolor. Su lengua es afilada
como un estilete y sus ojos tienen forma de lágrimas.
Sostiene en sus brazos a su hijo ya muerto. Los ojos del
niño carecen de pupilas, ya que está muerto. El
modelo iconográfico de esta figura es, según los
críticos, la "Pietà", esto es, la representación, habitual
en el arte cristiano, de la Virgen María sosteniendo en
sus brazos a su hijo muerto. Según la muy discutida
interpretación de Juan Larrea, el grupo madre-hijo
simbolizaría a la ciudad de Madrid, sitiada por las
tropas de Franco.
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Paloma. Situada entre el toro y el caballo, a la altura


de sus cabezas, no resulta visible a simple vista, pues,
excepto por una franja de color blanco, es del mismo
color que el fondo y únicamente está trazada su
silueta. Tiene un ala caída y la cabeza vuelta hacia
arriba, con el pico abierto. Generalmente se ha
considerado un símbolo de la paz rota
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Guerrero muerto. En realidad, sólo aparecen los restos


de la cabeza, brazo completo o antebrazo derecho y
antebrazo izquierdo. Un brazo tiene la mano
extendida. El otro brazo sostiene una espada rota y
una flor, que puede interpretarse como un rayo de
esperanza dentro de ese panorama descorazonador.
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Bombilla. Es una de las imágenes que más intriga


despierta, imagen ubicada en el centro del cuadro.
Se puede relacionar el símbolo bombilla con bomba.
Se ha dicho que esta simboliza el avance científico y
electrónico que se convierte en una forma de
avance social pero al mismo tiempo en una forma de
destrucción masiva en las guerras modernas. El
bombardeo de Guernica pudo ser una prueba de
esta tecnología.
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Caballo. Ocupa el centro de la composición. Su


cuerpo está hacia la derecha, pero su cabeza, igual
que la del toro, se vuelve hacia la izquierda. Adelanta
una de las patas delanteras para mantenerse en
equilibrio, pues parece a punto de caerse. En su
costado se abre una herida vertical y está, además,
atravesado por una lanza. Tiene la cabeza levantada
y la boca abierta, de donde sobresale la lengua,
terminada en punta. Su cabeza y su cuello son grises,
el pecho y una de sus patas de color blanco, y el
resto de su cuerpo está recubierto por pequeños
trazos.
SÍMBOLOS DEL CUADRO

 Casa en llamas. Además, Picasso logra resaltar la


expresividad en la configuración de cada uno de los
detalles de sus personajes a través de simples líneas.
 Hombre implorando. Un hombre mirando al cielo
como rogando a los aviones que dejen de
bombardear, está inspirado en el cuadro de Goya El
tres de mayo de 1808 en Madrid. Es la forma artística
de decir «basta de guerras».
El Guernica
Obra: El grito
Autor: Edvard Much
Año: 1893
Galería Nacional de Noruega
Oslo Noruega
*Otras dos versiones se encuentran en el Museo Munch
de Oslo
Historia

 La fuente de inspiración para El grito podría


encontrarse quizá, en la atormentada vida del artista,
un hombre educado por un padre severo y rígido
que, siendo niño, vio morir a su madre y a una
hermana de tuberculosis. En la década de 1890, a
Laura, su hermana favorita, le diagnosticaron un
trastorno bipolar y fue internada en un psiquiátrico. El
estado anímico del artista queda reflejado en estas
líneas, que Munch escribe en su diario hacia 1892:
Diario de Munch

 “Paseaba por un sendero con dos amigos - el sol se


puso - de repente el cielo se tiñó de rojo sangre, me
detuve y me apoyé en una valla muerto de
cansancio - sangre y lenguas de fuego acechaban
sobre el azul oscuro del fiordo y de la ciudad - mis
amigos continuaron y yo me quedé quieto,
temblando de ansiedad, sentí un grito infinito que
atravesaba la naturaleza”.
El grito
Obra: Mujer Saliendo Del
Psicoanalista
Autora: Remedios Varo
Año: 1960
Análisis de los elementos
En esta primera fase del análisis iconológico, se identifican elementos clave
para el estudio de la obra; el pozo, la canasta que contiene el reloj e hilos, la
cabeza que lleva colgando, una puerta abierta, a la izquierda una cerrada y
por supuesto la mujer que como su nombre lo muestra acaba de salir del
psicoanalista.

Análisis Iconográfico:
Es necesario desglosar cada uno de los elementos analizándolos de forma
iconográfica detallada.
En primera instancia la obra es un autorretrato en el que tira al pozo sus
problemas psicológicos de tiempo antes, dejando atrás su pasado
sarcásticamente. La canasta lleva sus residuos problemáticos: los hilos
cortados, símbolo de ataduras ya inexistentes por primera vez en sus retratos.
El reloj que simboliza el transcurso del tiempo y sus estragos físicos y
emocionales.
La cabeza corrobora el paso del tiempo y está apunto de arrojarla al pozo,
es posiblemente su padre ya fallecido o Benjamín Péret, su gran amor
(muerto también). De tras de ella dos puertas una abierta que es la de
psicoanalista y otra al costado, cerrada, sin nombre, probablemente se
refiere a un futuro alterno.

Análisis Iconológico:
En “Mujer Saliendo del Psicoanalista” remedios plasma varios aspectos de su
Mujer Saliendo Del
Psicoanalista
Obra: La hermana del minotauro
Autora: Leonora Carrington
Año: 1953
Estilo: Surrealista