P. 1
Textos literarios

Textos literarios

|Views: 6,694|Likes:
Published by carlosdiez63
Actividades de lengua y literatura.
Actividades de lengua y literatura.

More info:

Published by: carlosdiez63 on Oct 11, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/03/2014

pdf

text

original

Si tú quieres conseguir rápido una pareja no sigas caminando, para y lee esta conseja.

Presta oído y atención, abre tus dos orejas atención, y, después de bien leída, saca la moraleja.
“Empero, como es cosa humana el pecar, si algunos –lo que no aconsejo- quisieran usar del loco amor, aquí hallarán algunas maneras de ello”. Libro de Buen Amor.
Ser con ella amable yo te lo recomiendo; hazla muchos regalos y su novio irás siendo; invítale a algo y cuando estéis bebiendo Nn mires tú a otra, ella te estará viendo. No vayas de duro ni tampoco de blanco. No la aburras mucho cuando la estés hablando. Ponte a sus pies, que no te esté pisando. Dale alguna flor no muy de vez en cuando. No seas descortés ni demasiado atento; no hables muy deprisa ni tampoco muy lento; no seas muy celoso, ni tampoco violento. Con esto que te digo chicas tendrás un ciento. Rubén Pernía

Al comprobar Juan Ruiz, Arcipreste de Hita, que sus consejos a todos aquellos que querían triunfar en sus empresas amorosas habían quedado algo anticuados y trasnochados, decidió pedir ayuda a los alumnos/as para actualizarlos. Estas han sido algunas de sus respuestas ¡¡en cuaderna vía!!
Busca a un hombre perfecto que no esté siempre ligando; los mejores no son esos sino los que te están amando. Y qué más da cómo sea, sea duro, sea blando, lo importante es que te quiera y no se lo esté pensando. ¿Para qué tantos rodeos?, ¿para qué tanto pensar? El muchacho que te quiera no te podrá olvidar; no vayas a por el guapo, esos suelen engañar, vete a por el sincero, y te podrás enamorar. Mis sentimientos son estos, tenlos en tu corazón. A veces nos confundimos e ignoramos la razón. Piénsalo, piénsalo… no cometas un error. Tenlo en cuenta, amiga, y sabrás lo que es AMOR. Naiara Tamayo

Intenta buscar a un hombre que sea perfecto, aunque no haya muchos que tengan ese aspecto. Que sea muy alto y fuerte y que esté esbelto. Fiel y verdadero, no un capullo como el resto. Con cara redondita, cabello muy oscuro, que tenga abdominales y pectoral muy duro. Que no sea muy pobre, que no ande sin un duro. Que no te dé amor falso sino amor del puro. Trabajando en casa igual que la mujer, que no te quiera solo para que le des de comer. Que tenga dinero y te dé mucho placer. ¡Y que nunca en la vida te deje de querer!

Consejos al estilo de El conde Lucanor. EL CONSEJO DE SU HERMANO Se acercó Juan a Antonio, su hermano, y le habló de esta manera: Hermano, ¿qué hacer? No sé si lo mío es dormir o por muchas horas fenecer. Yo no quiero y pongo empeño, pero de mí la cama se hace dueño. Muy tarde me acuesto y no tengo pretexto En clase he estado agotado y de nada me he enterado. Hermano, duermo mucho, ¿qué me aconsejas?, te escucho. Antonio le contestó sin esperar demasiado tiempo: Juan, te entiendo. Para ello te voy a contar la historia de un amigo, te va a gustar. Este hacía mucho alarde de levantarse que nosotros más tarde. A clase no llegaba a la hora y no le dejaba entrar la profesora. Decía: “Prefiero más tiempo dormir que a clase a en punto venir”. Esto influía en su rendimiento pero él tan contento. Sacaba las peores calificaciones y las nuestras felicitaciones. En clase no hacía nada más que echarse una cabezada. Si le preguntaban en mate, latín, diseño… solo respondía: “Lo siento, tengo sueño”. Repetía curso hasta ser expulsado y ahora está en la calle, sin trabajo, penado. Entonces, hermano, si alguien en la vida quieres ser sin ningún año perder, descansa lo necesario, trabaja tendrás un muy buen salario, una vida bien maja. Juan entendió lo que su hermano quería decir y se dio cuenta de que tenía razón. A partir de entonces dormía lo necesario y su rendimiento al cabo del día era mucho mejor. De la conclusión que sacó, hizo unos versos los cuales puso en la pared de su cuarto: Por medio hora más al día perder años, ¡qué tontería!.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->