P. 1
Codigo Del Campeon

Codigo Del Campeon

|Views: 4|Likes:
Published by Pablo de la Fuente

More info:

Published by: Pablo de la Fuente on Jul 02, 2012
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/25/2014

pdf

text

original

Quiero desafiarte a que te preguntes en qué estás soñando.

Sigues con tus sueños o los has dejado tirados? Actualmente la mayoría de personas ya no cree posible los sueños y es más, piensa que son solamente un juego para niños...y lamentablemente esa actitud es la que tiene a muchos países, hogares y personas caminando sin rumbo fijo y peor aun sin esperanza. La gente más feliz, y exitosa es aquella que ve una oportunidad en cada día. No te rindas vuelve a intentarlo. Conozco a cientos de personas que abandonaron su sueño por creer que todos los recursos estaban ya agotados. “Perdí el empleo” “al fin y al cabo ese ministerio no era para mí” “Casi me dan un aumento” “Asistí a la boda de la mujer de mis sueños, finalmente se caso con otro” “Hice todo lo posible, no creo que haya algo mas por hacer” “me conformo con que me hagan un lugarcito” Son las declaraciones de los que se sienten condenados al montón, de los que se conforman con un octavo puesto. Carencia de determinación. Mente de mediocridad. Lucas 5:5 "Y respondiendo Simón, le dijo: Maestro, hemos trabajado toda la noche, y nada hemos pescado; mas en tu palabra echaré la red." Observa al Señor acercarse a la barca de los Discípulos. Están resignados, trataron de pescar toda la noche. Y ahora lavan las redes en silencio. Solo molestas algas y basura de mar, son el saldo de una noche de fracaso. “Vamos a pescar” propone el Maestro. Imagínate un momento la expresión de los Discípulos. Observa a Pedro. Esta literalmente desencajado. Molesto. “Tu dedícate a levantar muertos, y nosotros a pescar” piensa el hombre de capernaun. Pero no mires a Pedro como un maleducado. La propuesta es descabellada, ilógica desde todo punto de vista. Ya lo intentaron toda la noche. No unas horas, sino toooooda la noche. Una cosa es hacerle una propuesta así a quien aun no lo intento, pero no a quienes ya hicieron todo lo que se suponía que se podía hacer. Pasaste por eso alguna vez? Claro que sí. Oraste tres horas diarias y ayunaste siete días, trabajaste duro, creíste, diezmaste y diste tus primicias, hablaste con quien tenías que hablar, agotaste tus recursos, los contactos… Recuerda la mañana en la que desconectaste la línea telefónica para que no te llamaran los acreedores. Esperabas el milagro temprano, después de una larga vigilia, pero como nada sucedió, decidiste que era mejor quedar incomunicado. Vuelve a la dura noche en que te la pasaste colocando un pañuelo helado sobre la frente de tu niño. Toda la noche. Hora tras hora, hasta el amanecer. Puedes recordar cómo te sentías cuando los primeros rayos del sol invadían tu ventana sin darte tregua para un merecido descanso? O aquella vez que regresaste con las manos vacías, luego de haber buscado empleo todo el día?, estabas descorazonado, profundamente angustiado. La noche anterior tenias esperanzas, pero después de haberlo intentado todo, solo queda un vacio en el alma. El gusto amargo, la red vacía de peces y repleta de basura de mar. Comprendes mas ahora a Pedro? Diste lo mejor en el examen pero te reprobaron. Trabajaste duro pero al cliente no le gusto y prefirió la competencia. Preparaste tu mejor predica y la gente no la valoro. Oraste toda la noche y a la mañana siguiente, el enfermo empeoro. Enviaste tu currículo excelente y lo colocaron debajo de un montón de papeles. Y ahora aparece el Señor en la amarga playa de tu vida y te propone volver a intentarlo. “echa la red.” Te dice. “Parece que no estás enterado de la noche que acabo de pasar. Estoy agotado, me siento cansando, harto. Necesito dormir un poco, una siesta reparadora tal vez, pero no hacerlo otra vez.” piensa Pedro en sus adentros. A ver si nos entendemos, no estás hablando con un vago o un haragán, te estás dirigiendo a alguien que lo intento todo. Y cuando digo todo, es todo. Pero el Señor insiste. El quiere que comiences cuando los demás abandonan, que lo intentes otra vez. Quiere quitarte la mentalidad mediocre, la mentalidad del montón y hacerte único. Que salgas a buscar empleo otra vez. Que te prepares para el

examen como si nunca antes lo hubieses rendido. Que pases otra noche de fiebre, sabiendo que podría ser la última. Que enfrentes de nuevo a tus acreedores y les pidas otro plazo. Que tires la red, por enésima vez. Pedro medita un momento y se da cuenta de la ventaja. Esta vez el Maestro estará en la barca. Es como jugar un mundial de futbol con el árbitro a tu favor. Y entonces pronuncia la frase. Son las palabras de los que hacen una milla extra. Es la declaración de los exitosos. “Más en tu palabra, echare la red” Los peces perciben Quien está en la barca y deciden que es mejor morir en la red del Creador antes que vivir sin tener el honor de conocerlo. Y ahora la red explota de peces. Alguien lo intento cuando los recursos estaban agotados. Alguien más comenzó mientras otros lavaban redes. Cuando logras convencerte de que eres una persona para misiones únicas, entonces descubres el potencial de lo que Dios puede hacer en ti. Mentalidad de único. Misiones que otros abandonan. Comenzando donde otros tiran la toalla. OTRA HISTORIA Se conocen desde la escuela primaria. Son cinco amigos, de esos de toda la vida. Todos los viernes se reúnen a comer pizza, aunque solo sea la excusa para verse de nuevo. Tres de ellos están casados, han formado una familia. Antonio es abogado y tiene a dos bellísimas niñas. Jorge es un flamante marido, su esposa espera un bebe. Ricardo es papa de cuatro hijos. Diego es el soltero del grupo, quienes lo conocen dicen que ya le queda poco para ingresar al equipo de los casados, esta enamorado hasta la medula de una pelirroja que conoció en la oficina. Y el quinto amigo, se llama Javier. El es…bueno, no es…., mejor dicho, no tiene un oficio fijo ni está casado, no puede…es lisiado. Un accidente a los cinco anos de edad, le trastoco el destino. Un conductor ebrio le quebró la columna y el futuro. Hoy es un viernes distinto. Ni siquiera han probado la pizza; los amigos han tomado una decisión. “Dicen que es muy bueno y estará en la ciudad” dice Diego. “No tiene sentido, si vamos allá y no resulta me sentiré peor.” La respuesta de Javier suena lógica. Los demás podrán continuar con sus vidas pero, al fin y al cabo, el es el lisiado, el paralitico. Si ese sanador forastero es un fiasco, solo empeoraria las cosas. “no perdemos nada con hacer el intento’ insiste Jorge “me dijeron que ha logrado resucitar muertos y ha sanado varios leprosos. “yo tengo la dirección del lugar donde estará hoy por la noche” indica Diego. Javier no está muy seguro, pero no hay mucho que perder y sus amigos están decididos. El viernes por la noche crea el marco ideal para que una multitud abarrote la casa donde disertara el Maestro. La gente está sentada en la cocina, sobre la alacena y encima de la nevera. El borde de la chimenea tiene amontonada a una docena de personas, unas sobre otras. Ya no hay sillas disponibles, los que pueden, se sientan en el piso de madera. Los demás están abarrotados en los marcos de las ventanas o encima de los muebles. Alguien propone colocar algunas sillas afuera, no podrán verlo pero al menos tendrán el honor de oírlo. Los cinco amigos llegan tarde. “Sabia que esto iba a suceder” dice Javier “no cabe ni un alfiler mas. Regréseme a casa y volvamos otro día." "No creo que el Maestro este mañana por acá, tenemos que intentarlo.” Dice Diego. Los cuatro amigos cargan al lisiado con algo más que una esperanza, con determinación. Son gente decidida, única. “lo siento” dice de pronto un grandulón con aliento a pescador, que dice llamarse Pedro. “no hay mas lugar aquí. Deberían regresar otro día, además el Maestro ya empezó Su exposición y no podemos distraerlo en medio de Su mensaje, tratando de acomodar a un paralitico." Devastador. Palabras que bajarían el ánimo a cualquiera. La excusa presentada por el barbudo anfitrión es suficiente para desalentar a cualquier mortal medianamente inteligente. Pero no basta para detener a los cuatro amigos, que cargan a un quinto con la decisión de llegar a Su Sanador. Y ahora ya no están solo decididos, están ENOJADOS. Tienen una ira santa. “Entraremos”. Dice diego mirando la terraza. Diego y Antonio suben a la inmensa higuera que recuesta sobre el tejado y ganan el techo. Jorge improvisa una cuerda con las frazadas que cubrían las piernas de Javier. Ricardo empieza a atar los brazos y piernas de su amigo lisiado. Determinados.

Decididos. Entusiasmados. Los amigos consideran la chimenea, pero es demasiado angosta. Así que comienzan a levantar tejas. Antonio recuerda que siempre carga una caja de herramientas en el carro, así que va y vuelve con un serrucho. Tienen que lograr una cita con el Maestro aunque en el proceso haya que romper un techo. El riesgo es alto. Podrían romper una viga importante y todo el techo se vendría abajo. O Javier podría accidentarse. Pero ellos quieren llegar. Pedro los mira de pronto en el techo y hace señas a otros para alertar sobre los intrusos. Ya no hay punto de retorno. O abren rápido el techo o alguien los bajara a patadas. Los discípulos buscan una escalera para llegar al techo y ensenarles modales a esos impertinentes y atrevidos visitantes. Bartolomé consigue una linterna mientras que Pedro está demasiado impaciente como para esperar la escalera y empieza a trepar por la higuera. “esto es una locura” exclama asustado Javier. Pero los demás no lo piensan tanto, el agujero ya es lo bastante grande como para introducir a una persona que necesita una cita urgente con el Orador. Toman las cuerdas y bajan al amigo lisiado. Determinados. Decididos. Llega Pedro muy molesto al techo pero ya es demasiado tarde. La predica acaba de interrumpirse, la gente observa sorprendida, algunos enojados. EL PRIMER ASCENSOR DE LA HISTORIA. El lisiado queda frente a frente con el Maestro. Los cuatro amigos observan desde el techo. Lo lograron. Javier se encuentra con Jesús. Los músicos intentan tocar alguna melodía, pero el Maestro dice que no hace falta. Que está sorprendido de la FE de esos hombres. Hace una pausa en Su mensaje para perdonarle los pecados y ordenarle que camine. Ahora la gente esta aplaudiendo mientras Javier ensaya sus primeros pasos. Dicen que nadie quiso arreglar ese hoyo en el techo que quedo como un monumento a la determinación de cinco amigos. Cinco personas únicas. Cinco personas que se negaron a rendirse y seguir siendo parte del montón. Marcos 2:4-5Y no pudiendo llegar a Él por causa del gentío, descubrieron el techo de donde estaba, y haciendo una abertura, bajaron el lecho en que yacía el paralítico. Y al ver Jesús la fe de ellos, dijo al paralítico: Hijo, tus pecados te son perdonados. Puedes excusarte detrás del escaso presupuesto. Alegar que no estabas preparado. O decir que en realidad “aguardas la Voz de Dios” que en ocasiones no es otra cosa que pereza y miedo disfrazado de reverencia para que suene bien. Nadie te obliga a salir del montón, puedes quedarte con la multitud. Dile que ya lo intentaste todo. Dile que El se dedique a sanar leprosos y tú a rendir exámenes, a buscar ministerios. Dedícate el resto de tu vida a lavar redes. No hay muchas opciones o eres del montón o único. COMO LOGRO SEGUIR ADELANTE? COMO LOGRO DAR LA MILLA EXTRA? COMO ME SALGO DEL MONTON Y ME MANTENGO COMO UNICO? Mateo 16:13 "¿Quién dicen los hombres que Soy? Y ellos dijeron: Unos, Juan el Bautista; y otros, Elías; y otros; Jeremías, ó alguno de los profetas. El les dice: Y vosotros, ¿quién decís que soy? Y respondiendo Simón Pedro, dijo: Tú eres el Cristo, el Hijo del Dios viviente. Entonces, respondiendo Jesús, le dijo: Bienaventurado eres, Simón, hijo de Jonás; porque no te lo reveló carne ni sangre, más mi Padre que está en los cielos. Mas yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta piedra edificaré mi iglesia; y las puertas del infierno no prevalecerán contra ella. Y á ti daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que ligares en la tierra será ligado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos. Entonces mandó á sus discípulos que á nadie dijesen que él era Jesús el Cristo." EN BUEN ESPANOL 2011, JESUS DIJO: Dependiendo de quién soy Yo para ti, obtendrás la fe, fuerza, poder, ánimo y fuego que requieres para vencerlo todo. QUIEN ES JESUS PARA TI? Muchos dicen que fue un Profeta. Otros dicen que fue un gran hombre y algunos más aseguran que ni siquiera existió. Pero para mí El es Jesús, el Hijo de Dios. Mi Salvador. Por eso logro perseverar siempre y tirar la red al agua una vez más!!! Ser único y no del montón. QUIEN ES JESUS PARA TI? UNICOS. Sabes cómo son los únicos? Sus métodos son diferentes pero resultan. No tienen mentalidad de montón, son únicos en su estirpe, con licencia para atar demonios. No hablan día y noche de la crisis y de la maldición que debería de caer sobre los gobiernos. No, ellos actúan. Es una fuerza de combate distinta. Única, capaz de hacer temblar al mismo infierno y poner a danzar alegremente a miles de ángeles en el cielo. Combatientes espirituales en estado de alerta máxima. No se rinden. No tiran la toalla. No pierden el tiempo en lágrimas sino viven empuñando las manos con las armas de batalla: Oración y Ayuno.

Una brigada de personas dispuestas a tirar la red una sola vez más. Personas que desconocen el significado de la palabra “rendirse”. Combatientes que no esperan “a ver qué pasa” sino provocan que las cosas pasen delante de ellos. Agentes con una consigna de honor: lograrlo o morir, retroceder nunca. Rendirme jamás. No hay una tercera opción. O eres único o parte del montón. Los únicos se niegan a tirar sus sueños a la basura. Los del montón lo hacen a diario. Los únicos pelean un solo round más. Los del montón tiran la toalla. Los únicos Oran. Los del montón lloran. Los únicos tiran una vez más la red. Los del montón alegan contra el Maestro. Los únicos lo intentan una vez más. Es una nueva Oportunidad se dicen a sí mismos y la toman entre sus manos con firmeza. HOY DIOS TE ESTA ENTREGANDO UNA NUEVA OPORTUNIDAD. TU NACISTE PARA SER UNICO, ASEGURATE DE VIVIR COMO TAL. VIVE DE TAL MANERA QUE DIOS TENGA DESEOS DE ESCRIBIR DE TI Y QUE EL DIABLO TENGA GANAS DE QUE NUNCA HAYAS EXISTIDO. DIOS LO HA INTENTADO TODO POR TI. TU DEBES DE INTENTARLO UNA VEZ MAS POR EL. NO TE ATREVAS A RENDIRTE.

You're Reading a Free Preview

Download
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->