Voces: ACOSO SEXUAL ~ APRECIACION DE LA PRUEBA ~ CONSTITUCION NACIONAL ~ CONTRATO DE TRABAJO ~ DERECHO A LA INTIMIDAD ~ DERECHOS DEL TRABAJADOR ~ DERECHOS

PERSONALISIMOS ~ PRESUNCION ~ PROTECCION DEL TRABAJADOR ~ PRUEBA Tribunal: Cámara de Apelaciones en lo Civil y Comercial de Lomas de Zamora, sala I(CCivyComLomasdeZamora)(SalaI) Fecha: 19/11/2002 Partes: M., L. B. c. Isa, Juan E. y otro Publicado en: LLBA2003, 340 - DT2003-B, 1034 Cita Online: AR/JUR/4292/2002 Hechos: Una trabajadora debió renunciar a su empleo por el acoso sexual al que la sometía un empleado de jerarquía superior, ante la postura complaciente del socio gerente de la firma empleadora. Posteriormente, promovió acción de daños y perjuicios contra ambos. La cámara de apelaciones hizo lugar a la demanda. Sumarios: 1. El acoso sexual en el lugar de trabajo -es decir, el hostigamiento de una persona por otra dentro del ámbito laboral con molestias o requerimientos sexuales- encuadra en el art. 1071 bis del Cód. Civil -texto según ley 21.173 (Adla, XXXV-D, 3595-, en cuanto veda el entrometimiento arbitrario en la vida ajena, mortificando a otro en sus costumbres o sentimientos o perturbándolo en su intimidad, la que haya sustento en el art. 19 de la Constitución Nacional. 2. Debe tenerse por demostrado el acoso sexual alegado por una trabajadora -en el caso, cometido por un empleado de jerarquía superior ante la postura complaciente del socio gerente de la empresa-, responsabilizándose civilmente al acosador y al empleador, pese a la falta de prueba directa de los hechos invocados, si de los indicios colectados se arriba a presunciones graves, precisas y concordantes en tal sentido -art. 163, inc. 5°, Cód. Procesal-, pues tal clase de sucesos y conductas suele desarrollarse en contextos donde no pueden ser observados lo que dificulta su conocimiento pleno. Texto Completo: 2ª Instancia.- Lomas de Zamora, noviembre 19 de 2002. 1ª ¿Es justa la sentencia apelada? 2ª ¿Qué corresponde decidir? 1ª cuestión.- El doctor Tabernero dijo: I. El magistrado a cargo del Juzgado de Primera Instancia N° 2 en lo Civil y Comercial, de este Departamento Judicial, rechazó la demanda que por daños y perjuicios incoada por L. B. M. contra Juan Eudoro Isa y Alberto Guerreiro, condenando en costas a la parte accionante y difiriendo la regulación de honorarios para su oportunidad. II. El precitado pronunciamiento es recurrido por la parte actora a fs. 173, el cual le fuera concedido libremente a fs. 174 y que viene sostenido por la expresión de agravios de fs. 202-205, recibiendo réplica con la pieza obrante a fs. 207-213. Se llamó autos para sentencia a fs. 214. III. De los agravios Se agravia la parte actora por: a) La valoración de la conducta del codemandado Juan Eudoro Isa; b) La valoración de la prueba testimonial y c) La relación de causalidad entre el daño y el acoso sexual. IV. De los antecedentes de la causa La actora reclama indemnización por los daños y perjuicios sufridos que -según sostiene- le fueran ocasionados durante su desempeño laboral para el codemandado Guerreiro, como consecuencia del acoso de carácter sexual que padeciera de un superior jerárquico dependiente de aquél. Relata la accionante, en el libelo inicial, que comenzó a laborar para la empresa Distribuidora Guerreiro S.R.L. en noviembre de 1994, desempeñando múltiples tareas entre las cuales se destacan las de empleada administrativa y cajera. Que si bien el Gerente de dicha sociedad y verdadero dueño era el codemandado Alberto Guerreiro, el personal se encontraba a cargo del encargado de la firma Juan Eudoro Isa. Que desde el mismo momento de su ingreso, percibió que el encargado comenzó a realizarle insinuaciones y comentarios absolutamente fuera de lugar. Que esta situación fue aumentando diariamente.

_
© Thomson La Ley 1

en virtud de su estado de gravidez. Que inesperadamente y en forma absolutamente sorpresiva. comenzaron a producirse algunos inconvenientes entre la misma y el encargado. se planteó qué actitud debía tomar. siempre dentro del ámbito laboral. analizó la situación y radicó la denuncia pertinente ante el Juzgado Criminal y Correccional N° 12 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora. sin una expresión verbal. y en cuanto se repuso. Destaca que esta concepción es errada. y Z. Sostiene que. era Isa quien daba las órdenes. sea como empleado más antiguo. Desprotegida e indefensa. b) Asimismo. con la connivencia de su empleador. no encontrándose Guerreiro en la empresa. pero con un sin número de actitudes que hacían claras sus intenciones. ante el avance sexual del encargado. así como que éste no ejercía un cargo superior en la misma. Que como consecuencia de este acoso y del cambio de carácter de la actora que esto produjo. molestias e insinuaciones. Z. dado que surge inequívocamente de los dichos de todos los testigos que. e importunando a la trabajadora con fundamento en razones sexuales. por parte de un superior y/o empleador. sino que Isa intentaba tocar a la actora. Indica que trancurridos algunos meses de trabajo y en ocasión de que el codemandado Isa se abalanzara encima de la actora. sea como encargado. renunció a su empleo. al analizar si las conductas atribuidas a los codemandados configuraban acoso sexual. V. debiera rozar su cuerpo con el del encargado. éste le comunicó que el encargado "no era malo". o debía abandonar el trabajo y quedar sometida a la miseria y al sufrimiento económico. las acariciara. poniendo de resalto los dichos de los testigos Z. se constituía en el brazo ejecutante de Guerreiro en la empresa y se encontraba en un escalón superior que el resto de los empleados. la misma decidió concurrir a exponer la situación ante su empleador a fin de que el mismo tomara las medidas del caso. considera la recurrente que es equívoca la concepción del sentenciante al considerar que el señor Isa no poseía poder suficiente para influir en la suerte laboral de la actora.. su sometimiento como mujer y la absoluta falta de respeto como empleada. La accionante le pregunta a su empleador "si ella debía acostarse con Isa". al dejar de acosar sexualmente a otra empleada. se le tiraba encima. realizara insinuaciones de carácter sexual con las mismas. es claro que este condicionamiento existía al producirse este tipo de avances. atribución que le era suficiente para intimidar a la actora e intentar obtener sus favores. ya no sólo habían insinuaciones. destaca algunos puntos que considera erróneamente evaluadas. imponiendo un condicionamiento sexual no deseado. Indica las secuelas que ha dejado el acoso sexual y persecución que padeciera y establece los rubros que reclama.Que al comenzar a indagar en la empresa respecto a esta conducta del encargado. pues son claros los dichos de los testigos Z. sin embargo. que además era un empleado de su mayor confianza y que lo iba a seguir teniendo. se colocaba en la puerta de salida del local a efectos que cuando ésta saliera. Este planteo resultó agraviante para la accionante quien. Así transcurrieron los meses acrecentándose las molestias. respondiendo Guerreiro que éste era su mano derecha y "que ella sabía lo que debía hacer". el día dieciséis de mayo de 1996. advirtió que era habitual que este individuo se "tirara encima de las empleadas". en fecha 21 de mayo de 1996. Inmersa en la indignación y el dolor por la injusticia sufrida. basta con efectuar conductas no bienvenidas y avances sexuales. es llamada por el gerente de la empresa. al dar las órdenes y ser respetado en ese carácter. (no vinculados a la empresa) que le atribuyen a Isa la calidad de encargado. a saber: a) Que el sentenciante considera que no se ha probado que las conductas que se endilgan a Isa fueran acompañadas de una amenaza que pusiera en peligro la suerte laboral de la actora. y P. Al realizar el planteo a Guerreiro. dado que la misma es divorciada y único sostén del hogar. quien le comunica que debía renunciar porque no se llevaba bien con Isa. Debía continuar trabajando y soportar su avasallamiento como persona. Afirma que no le quedan dudas a esa parte que el codemandado Isa. "sino que tenía esas cosas y que había que aguantarlo". llevados a cabo implícita o explícitamente importando una restricción personal a la libertad de elegir. Z.. Consideración de las quejas: Se agravia la recurrente porque el a quo. las molestias se concentraron directamente sobre la demandante. Sin embargo. soportaba estoicamente los embates de carácter sexual del codemandado Isa. Sostiene que día a día las molestias se hacían mayores. E. en virtud de conservar la fuente de trabajo que era el único sustento de su familia. Agrega que el acoso sexual no requiere exclusivamente amenazas en la continuidad del trabajo o crear un entorno para que se abandone el empleo (situaciones límites de este tipo de agravio). c) Entiende el quejoso que yerra el sentenciante al considerar que no ha quedado probado que Guerreiro estaba en conocimiento del acoso que le producía Isa. N. quienes _ © Thomson La Ley 2 . intentara tocarlas.

dentro del ámbito laboral. en el sentido de que asiste razón a la parte recurrente. 2-3-93. lo que lo lleva a concluir que si bien la actitud asumida por el accionado Isa en relación con la actora. tendiendo con un criterio amplio a comprender que un encargado de una pequeña PYMES. sala II. La calidad o legitimación para obrar es una condición que el juez debe examinar previamente a la entrada en la pura sustancia del asunto. la defensa de falta de legitimación para obrar resulta improcedente. pudo no haber sido la más adecuada". cualidad o legitimación sustancial es una típica quaestio iuris. Expresando que por tales circunstancias. en cuanto a su esencia y efectos. surge claramente que tal actitud es suficiente para englobarla en la conducta conocida como "abuso sexual". se lo demanda en los alcances de los arts. con el matiz de que el codemandado. Cuando la ausencia de legitimación no resulta manifiesta del análisis de los elementos de juicio incorporados inicialmente al proceso. ya que la actitud de los demandados afectaron los sentimientos y el pudor de una trabajadora. circunstancia que resulta ser tan ajena a la realidad como los propios hechos relatados por la actora. a la cual se ha agregado como. Afirma que Isa. motivo por el cual. 1997-IIsíntesis). Civil y extiende la responsabilidad sobre el hecho que imputa como base de la reclamación dineraria en su condición de socio gerente de la empresa "Distribuidora Guerreiro SRL". se identifica con la denominada 'falta de acción'. Que como consecuencia del rechazo de la demanda en la instancia anterior y al haber devenido abstracto su tratamiento. ya que no existe normativa legal dictada con relación a esta conducta. el consistente en que la falta de legitimación aparezca en forma manifiesta.. El carácter. La excepción de falta de legitimación para obrar. la basa en la hipotética versión de los hechos invocados refiriendo en parte de los mismos que Juan Eudoro Isa resulta ser encargado de la empresa accionada. nunca los mismos pueden alcanzar la esfera de su responsabilidad. Que sin embargo con un dejo de excesiva prudencia y un conservadorismo absoluto en cuanto a un tema sobre el que no existe jurisprudencia. sala C. Que por tal motivo y en resguardo de sus derechos opone la excepción de marras como defensa. ya que ello hace innecesaria la tramitación del proceso en todas sus etapas (CCiv. Falta de legitimación pasiva. Sostiene que el a quo en la sentencia ha merituado que "la conducta de Isa no era la adecuada en un ámbito laboral. destacando el error conceptual del juzgador al manifestar que "No es menos cierto que las relatadas no poseen la entidad requerida por la normativa legal para configurar la figura del acoso sexual". J. ha valorado que la actitud asumida por Isa no posee la entidad suficiente y requerida por la normativa legal para configurar el acoso sexual. era el empleador y tenía pleno conocimiento de la conducta desplegada por Isa. no puede exigirse una prueba tasal e inflexible. requisito de admisibilidad para poder resolverse con carácter de artículo de previo y especial pronunciamiento. Agrega que se debe merituar que en este tipo de casos. corresponde que me avoque a su consideración. la de chofer repartidor. que el juez debe examinar en la sentencia con independencia de la actitud que puedan asumir las partes. En el caso en análisis. 1997-II-Síntesis).responden afirmativamente respecto a la pregunta de si el principal estaba al tanto de la conducta de Isa. Agrega que. desde que la demanda fue correctamente dirigida contra quien ha integrado la relación jurídica sustancial. tal imputación que la actora profesa en su contra. Solicita se revea el fallo en este sentido y se meritúe la conducta del codemandado Isa como incursa en la de abuso sexual. no es el equivalente a un encargado de una multinacional. cuando de la crítica e individualización de las declaraciones efectuadas por los testigos. VI. Morón. por lo que el mismo podía cumplir múltiples funciones y no por eso dejaba de poseer una jerarquía superior al resto del personal. siendo la categoría del mismo. incluso cuando la falta de legitimación es manifiesta puede dar lugar a repeler la demanda ex limine. para con sus _ © Thomson La Ley 3 . y que para configurar la figura "típica" de abuso sexual basta con realizar conductas no bienvenidas o avances de carácter sexual (directos o indirectos) sobre el personal femenino en este caso. lo que ocurre -en términos generales. ante el hipotético caso de que se tengan por ciertos los dichos de la actora. adelanto desde ya mi opinión. quien manifiesta tal como surge del libelo de la actora. 43 y 1113 del Cód.cuando el juez se halla en condiciones de expedirse sin otro trámite que el traslado de la excepción a la parte actora y sobre la base de los elementos de juicio incorporados al proceso (CNCiv.A. corresponde al juez diferir su consideración para la oportunidad de dictar sentencia y no expedirse en forma previa. 20-5-93. Con carácter liminar. más que la que ejerce desde siempre y que ha mencionado precedentemente. debe poseerse una flexibilidad mayor a la requerida en otro tipo de procesos y contemplarse la prueba testimonial de una manera especial. debo en primer término tratar la falta de legitimación pasiva deducida por el codemandado Alberto Guerreiro. y Com. nunca cumplió ninguna otra función dentro de la empresa. si bien resulta ser empleado de la firma que representa. toda vez que lo que la misma refiere son hechos propios de Isa y no personales del suscripto. JA.

representando a Guerreiro frente a los trabajadores. dada la situación actual del mercado laboral. esa obligación de obediencia puede dar lugar a un aprovechamiento por parte de quien tiene poder de decisión sobre situaciones laborales. en la que la vinculación laboral es el arma para lograr su cometido (aut. la ausencia de testigos. p. jefe en la empresa. menos aún.. sala II. cit. ob. ante los consumidores.T. afecta la relación laboral. cit. sino porque como dice Martínez Vivot. en el caso cabe considerar justificado el despido del mismo. f) que el empleado acosara a la jefa.C. Expresando asimismo que: "dado que el superior jerárquico representa al empleador frente a sus subordinados. resulta inadmisible que emplee tal situación en su beneficio y para su satisfacción personal. muñidos de un rol o posición dominante. Es necesario resaltar que es escasa la jurisprudencia acerca de los casos de acoso sexual. por haber acosado sexualmente a una empleada. realice actos de acoso respecto de una mujer subordinada. 86). c) que el jefe fuera un hombre y acosara a otro hombre. quien estaba legalmente obligado a actuar de buena fe y a dispensar a las trabajadoras igual trato. que ha sostenido: "Que resulta procedente despedir al superior jerárquico que ha acosado sexualmente a su dependiente. en fecha 6-11-97.trabajadoras. era encargado. pero es más llamativo aún la inexistencia de casos en que la víctima se hubiera considerado despedida por aquel hecho.. que no puede ser _ © Thomson La Ley 4 . en razón de la escasez de uno de los bienes más preciado en este mundo globalizado "el trabajo".. Eso es lo que hay que evitar. está al acecho esperando la oportunidad. por notas y artículos de publicaciones especializadas. 86) Evidentemente hay una gran variedad de modalidades: a) puede ocurrir que un hombre. d) que la jefa fuera una mujer y acosara a otra mujer. cit. "Acoso Sexual y otros. Que estos hechos ocurren lo sabemos por vía oral. Otras reverencian renuncias del personal acosado. cit. La situación de subordinación debe ser siempre tenida en cuenta. el prestigio. Alcotan. sino que a la empresa deberá importarle también las situaciones que se susciten entre dependientes de igual jerarquía si su trascendencia en el ámbito de trabajo. no efectuando discriminaciones arbitrarias que atentaran contra una de las libertades más importantes y preciadas del ser humano. por la vergüenza que implica para la acosada.. para que aparezca la figura del acoso que interesa a la relación laboral. Por lo cual. que no podía tolerar que se turbara de ese modo a las trabajadoras cuya dignidad estaba obligada a tutelar" (CNTrab. Sobre este punto creo importante citar lo resuelto por la sala II de la CNTrab. 63 y 81 de la LCT). se intenta proteger al sujeto que está más sometido a la directiva de quien haciendo un abuso de derecho a través de requerimientos (que son mucho más que excesos morales pues constituyen un cercenamiento a la libertad sexual).. Cabe agregar que no habrá de permitirse que las ya frágiles y precarias condiciones laborales en que se desempeñan miles de individuos en razón del elevado nivel de desocupación que se consigna en las estadísticas oficiales se vean agravadas por las conductas asumidas por empleadores o superiores jerárquicos quienes. pues tal conducta configura una injuria justificativa de la extinción del contrato de trabajo. estos hechos. para efectuar presiones que ateten contra la libertad sexual individual. Continua diciendo este autor: "Claro. Numerosos casos no llegan a la esfera de conocimiento de los tribunales de justicia. y P. comprometía la responsabilidad del empleador... En el caso del codemandado Isa.". h) que una empleada acosara a un empleado de igual jerarquía (cfe. no lo que es) y en otros. por la duda que sobre ella puede recaer. Z. Si no llegan a los estrados judiciales. pues esta actitud comprometió gravemente la responsabilidad de la empresa. aprovecha su ubicación jerárquica para obtener una ventaja personal. 6-11-97). porque la empleadora no puede admitir en conciencia. p. p. zona reservada exclusivamente a la incumbencia de éste. ob. aut. ps.. no es porque no ocurren. y era de toda evidencia que la actitud asumida por éste frente a los demás dependientes. b) también podría ocurrir a la inversa: que el jefe fuera la mujer y el acosado fuera el hombre. cit. aut. reprochable desde todo punto de vista. tal cual es la libertad sexual (art. e) igualmente podría pasar que la empleada acosara al jefe. cit. que no hay porqué pensar que necesariamente.. 86/7). disimular u ocultar el hecho. son conciliados en razón que las empresas quieren cuidar en algunos casos la imagen (lo que parece. Ed. sobre todo de aquellas que luchan y se comprometen por poner al hombre y la mujer en un plano de igualdad. ya que esta situación existe porque forma parte de una necesidad empresarial de que el empleado obedezca las directivas (Cfe. avasallan el derecho de intimidad del dependiente. Rodríguez Saiach. según refieren los testigos Z.. que muchas veces. porque son ocultados por las propias víctimas. Las víctimas para no perderlo en muchos casos deben tolerar. Es decir. pone a cargo de la empleadora como custodia para garantizarla (cfe. ya que el acosador busca siempre la soledad de la víctima. menoscaban. originada en la dificultad de la prueba. 86).. deba existir una situación de jerarquía de uno de los sujetos sobre otro. en los términos del artículo 242 de la ley de Contrato de Trabajo". ob. la existencia de actos coercitivos o inmorales que se trasunten en el ámbito bajo su dirección afectando el clima de respeto que debe cuidarse y que la L. g) que un empleado acosara a una empleada de igual jerarquía.

importunar a una persona con molestias o requerimientos sexuales. hacen que en cuanto a la falta de legitimación pasiva deba desestimarse la misma.. J. p. hostilizar. Astrea. p. por su parte. Siendo "sexual" -conforme a tales diccionarios. sexo y poder se entrelazan en la base de este problema (Cfe. p. VII. Rodríguez Saiach. cit. 18)... Ed. atosigar. La falta de legitimación sólo se refiere a la falta de calidad de titular del derecho invocado por el actor o la falta de calidad de obligado por parte del demandado. su problema de descargo se duplica. La persona afectada tratará. 1999-02-16.. que es sexual harassment que significa aquello (Conf. ob. p. sala I. atosigar. según otro. perseguir. tanto como hostigar. 9). Por consiguiente. Siguiendo a Martínez Vivot. 42). Civ. se explica también. frente a sus trabajadoras. por dos razones: 1°: ella comprende el acoso en general y no la variante del acoso sexual y 2°: al concepto gramatical debemos sumar el concepto legal. "Acoso sexual en las relaciones laborales". Desde luego que también significa perseguir. dado que éste estaba en pleno y total conocimiento de la actitud desplegada por su encargado Isa. a un animal o una persona y además.N. en la versión inglesa de ella. Kornblit A. _ © Thomson La Ley 5 . por todos los medios a su alcance de acreditar la veracidad y entidad de su denuncia y. Por ello. Agregan estas autoras que "acoso sexual" les pareció el término que más adecuadamente simbolizaba el problema que estaban tratando. podemos decir que: "Si el acosador es un delegado del empleador. (Cfe. quiere decir hacer repetidos ataques contra alguien. conforme a la prueba rendida en estos autos. y Com. A tal fin habrá de sostener que tomó medidas de prevención y que está atento a la conservación del orden en el taller o la empresa. hostigar. Corregidor. p. 75. 1993. pero. el empleador intentará alegar su desconocimiento de lo ocurrido. Cuando el sujeto alega y pretende la titularidad de un derecho frente a otro. el acople de ambas palabras puede entenderse que significa en sumatoria. aut. la misma tuvo su origen en una particular serie de acontecimientos en los que intervinieran feministas norteamericanas pertenecientes o cercanas al ámbito universitario (Universidad de Cornell.. figurado perseguir. hay que indagar si entre uno y otro existe una relación jurídica sustancial que permita presumir el nexo de alteridad entre ambos sujetos y entre la pretensión del supuesto titular del derecho invocado y la obligación que le quiere hacer cumplir al sujeto pasivo a favor de dicho derecho (CNFed.atravesada por esta dominancia que hoy día conllevan las relaciones de trabajo. hacer correr al caballo (Conf. Martínez Vivot J. cit. En efecto.. A. para luego valorar. "Acoso Sexual". toda vez que los argumentos vertidos por la demandada no alcanzan para enervar la acción deducida. 18). cit. ob. hostilizar y. "El acoso sexual en el escenario laboral". así como el respeto a la dignidad de los trabajadores que allí se desempeñan" (cfe Martínez Vivot. También se define acosar (verbo transitivo) como perseguir sin dar tregua. cit. ob. cit. con la definición gramatical o del diccionario no alcanza. p. Y precisamente en tauromaquia se dice que el acoso o acosamiento se produce a caballo en campo abierto de una res vacuna. si la conducta de los codemandados puede ser encuadrada dentro de esa figura. en la acepción que entendemos corresponderle.. tiene que responder ante el propio empleador.. 2000-1-860). 16 C. DJ. 96) En autos. apremiar. p. generalmente como preliminar de un derribo y tienta (Conf. Para algunos autores. 81 y 172 de la LCT y es posible obtener reparaciones de daños y perjuicios (Cfe. que es el sujeto pasivo. "Acoso Sexual en las Relaciones Laborales". sin darle tregua ni reposo. importunar a una persona con molestias o requerimientos. incorporándolo en cierta manera a su responsabilidad.lo relativo al sexo o a los sexos. 18). Ed. Seguidamente habrá que determinar qué es el "acoso sexual". por el otro. Mantenían el supuesto de que género. no resulta procedente la falta de legitimación pasiva respecto del codemandado Guerreiro socio gerente de la empleadora.. ob. esencialmente la adopción de conductas que superficialmente aparentaban ser sexuales pero que de hecho constituían un ejercicio de poder. apremiar.. importunar a alguno. "harass" significa acosar. En español "acoso" es la acción y efecto de acosar. a quien ha comprometido. 75-76). Conforme a un diccionario de lengua inglesa. Astrea. Petracci M. por que tal expresión es traducida al castellano como "hostigamiento sexual". 9). J. Buenos Aires. Martínez Vivot J. por un lado deberá responder a la denuncia que ha formulado la víctima. hacer correr al caballo. ps. Rodríguez Saiach L. Ed. siendo esta última palabra. Sin embargo. Estados Unidos) (Cfe. Ed. arts. La expresión "acoso sexual" comenzó a divulgarse a partir de 1975 en Estados Unidos.. L. auts. cits. La mayoría de las fuentes acuerda que el fenómeno fue bautizado alrededor 1974 por un grupo de mujeres interesadas en analizar sus experiencias con los hombres en los lugares de trabajo. El acoso sexual comprobado se fundamenta en la existencia de discriminaciones y tiene base legal en nuestro derecho (art. Alcotan... Dichas mujeres buscaron una expresión que sintetizara ciertos comportamientos masculinos. perseguir. Con ello tenemos el concepto formal y general. en mérito a los fundamentos vertidos.

Quizá la característica más destacable de las múltiples definiciones existentes. el bienestar o cualquier otro derecho adquirido o en expectativa del receptor. 1995-II-967). por consiguiente para poder dar solución a estas controversias. una sola exteriorización es suficiente para constituirlo. ingleses y franceses han sido planteados por personas del sexo femenino. b) Cuando el sometimiento o rechazo a dicha conducta por parte de la persona se convierte en fundamento para la toma de decisiones en el empleo o respecto del empleo que afectan a esa persona. "Acoso sexual". cit. frecuentemente en una enumeración de actos ejemplificativos y estos son: a) que el receptor. M. ob.. pág. Si la forma o contenido de la manifestación es intensa. _ © Thomson La Ley 6 . tan particular como propia y diferenciada en cada persona. A tal fin creo importante examinar algunas de las definiciones que se han dado en la legislación comparada. 2) como base para las decisiones laborales que afecten a un individuo. Es que se trata de captar la conducta humana. la intimidad. el tema del acoso sexual laboral surge en los Estado Unidos durante la década de 1970 y se extiende a Europa y América. requerimientos de esta naturaleza y otras conductas de avance sexual: 1) llevada a cabo implícita o explícitamente como término o condición de empleo.pero a nosotros lo que nos importa es el concepto de la expresión en el ámbito laboral. ob. Afirma este autor. intimidante. Desde entonces. Petracci. cit. y otra. c) Cuando esa conducta tiene el efecto o propósito de interferir de manera irrazonable con el desempeño del trabajo de esa persona o cuando crea un ambiente laboral de abuso. que otros elementos suelen agregarse en una definición. Ed. como lo sostuviera supra. y en qué casos procede indemnizar a las víctimas. por las mujeres que se enfrentaban con la falta de pago de beneficios por despido cuando habían renunciado "Voluntariamente" a su trabajo como consecuencia del acoso. d) en el ámbito laboral específicamente. sea la diversidad de su contenido y alcance. la comodidad. por la legislación positiva de los países que se han ocupado del tema. cuando está encaminada a relacionarse con otra en el plano sexual (Conf. lo verificamos así aún en definiciones de organismos provinciales entre sí y con referencia al texto federal de un mismo país. hostil u ofensivo. Su crecimiento cuantitativo y costo económico (piénsese que el tema le cuesta a las empresas norteamericanas la suma de 7. el acoso sexual ha sido definido por la Comisión Federal Norteamericana para iguales oportunidades de empleo como "Aquellas conductas conformadas por no bienvenidos avances sexuales. Para Elpidio González. acoso sexual es la imposición de mensajes sexuales. (Martínez Vivot. ob. directo o indirecto.. p.000 de dólares por año) nos indica la necesidad de planteamiento (Medina G. Agrega esta autora que: "Si bien la cuestión no atañe exclusivamente a las mujeres. JA. la seguridad. En el trabajo mencionado. 3) o con el propósito de interferir irrazonablemente con el trabajo de una persona creando un intimidante. c) que lo ofende o humilla y. sobre todo en el último lustro. cuando se da una o más de las siguientes circunstancias: a) Cuando someterse a dicha conducta se convierta de forma implícita o explícita en un término o condición de empleo de una persona. no buscó. efectuando la perfecta distinción entre el denominando acoso típico y el ambiental. establecer sus requisitos de procedencia y realizar una reseña de la jurisprudencia existente en distintos países. 18). se ha establecido en la ley 12.. (Conf. 1). Entiendo que el magistrado de la instancia anterior ha hecho un correcto análisis doctrinario de la figura del acoso sexual. Depalma. canadienses. muchas más mujeres se organizaron en "charlas abiertas". que: "Se entiende por acoso sexual el accionar de los funcionarios y/o empleados públicos que valiéndose de su posición jerárquica o de circunstancias vinculadas con su función. 967). se efectúa una valiosa investigación sobre las diversas definiciones dadas sobre el acoso.. las cuales marcaron los comienzos de una organización de base de mujeres trabajadoras dedicadas a combatir el acoso sexual masculino en el lugar de trabajo (Cfe. González. cit. cit. Según Graciela Medina.764 de la Provincia de Buenos Aires. rechazó y no desea. Así. hostil u ofensivo ambiente laboral. incurran en conductas que tengan por objeto cualquier tipo de acercamiento sexual no deseado por la persona a quien va dirigido. Elpidio. Nuestro país no se ha mostrado ajeno a este fenómeno mundial. p. Aunque también existen precedentes que aclaran que los homosexuales también pueden ser acosados y algunos casos de acoso sexual a hombres". 9). nos parece necesario saber en qué consiste el acoso sexual. que altera o pone en peligro cualquiera de los elementos que integran su relación laboral. Recientemente. la salud.000. requerimiento de favores sexuales y cualquier otra conducta verbal o física de naturaleza sexual. aut. la dignidad. La locución "acoso sexual" comenzó a ser abundantemente utilizada a partir del año 1975. b) que pone en peligro o afecta los derechos humanos. p. lo cierto es que la mayoría de los casos resueltos por los tribunales norteamericanos. "Acoso Sexual Laboral".

En Canadá la ley sobre el derecho de las personas N° 77 de 1976. al abuso de la posición jerárquica. en su art. requerimientos de favores sexuales y cualquier otra conducta verbal o física de naturaleza sexual. no cualquier conducta puede ser configurativa de acoso. Medina G. Según la opinión de Graciela Medina. inc. Entiende Graciela Medina que para que se configure el "acoso sexual en el empleo" se deben dar los siguientes requisitos: a) Haber sido sujeto de un no bienvenido acoso sexual.En el dec. 2385/93) y la francesa limita el tema del acoso. b) Que haya estado afectado un término o condición de empleo o que haya generado un ambiente laboral hostil. acoso entre empleados y acoso de los clientes). La doctrina española distingue el acoso sexual laboral y el extralaboral. Y cuando el sujeto activo es otro _ © Thomson La Ley 7 . ob. En el ambiente laboral las personas permanecen una gran cantidad de horas interactuando y se debe lograr en este ámbito una convivencia razonable. han de tenerse en cuenta los términos con los que se lo ha conceptualizado en Costa Rica. o. Por ello creo que de definirse el acoso. ésta debe ser rechazada por la víctima. pero que genera un clima hostil". 3 de la ley 17 de 1988 de Costa Rica determina: "El hostigamiento sexual en el empleo consiste en cualquier tipo de acercamiento sexual no deseado. o ejercido presiones de cualquier naturaleza sobre el asalariado con el objeto de obtener favores de naturaleza sexual para sí o para un tercero. la ley 1779 de 1992 establece en su art. en 1982 publicó una historia de acoso sexual y al poco tiempo recibió una respuesta que fue titulada "Suspirando por un poco de acoso sexual". es importante probar el avance sexual y además que éste es rechazado. "Analizando las definiciones dadas. p. Toda disposición o todo acto contrario es nulo de pleno derecho".. En definitiva. a raíz de no someterse al acoso sexual se produce el despido de la empleada) o una condición en el trabajo (ej. para solicitar nuestro inmediato traslado a ellas" (Cfe. Las denuncias o acciones que corresponda ejercer con motivo de la presunta configuración de la conducta antes descripta podrá ejercitarse a opción del agente ante el responsable del área recursos humanos de la jurisdicción respectiva". En Francia. considera que la más completa es la de Costa Rica. en su defecto. porque comprende todos los supuestos que se pueden dar (acoso ejercido desde una posición jerárquica. 14. ha proferido amenazas. denominándose entonces acoso sexual de intercambio o chantaje sexual. Además de tratarse de una conducta sexual indebida. c) Cuando esa conducta tiene el efecto o propósito de interferir de manera irrazonable con el desempeño del trabajo de esa persona o cuando crea un ambiente de trabajo intimidable. Ningún empleado puede ser sancionado ni despedido por haber testimoniado en un caso de los definidos precedentemente o por haberlos revelado. En el primero se distingue "cuando el sujeto activo del acoso es el empresario o algún otro directivo del trabajador. 2385 del 18 de noviembre de 1993 se dispone.. b) Cuando el sometimiento o rechazo a dicha conducta por parte de la persona se convierte en fundamento para la toma de decisiones en el empleo o respecto del empleo que afectan a esa persona. de su representante o de toda persona que abusando de la autoridad que le confieren sus funciones ha dado órdenes... 2°: El acoso sexual es considerado un acto discriminatorio fundado en un motivo de distinción ilícita. Por ende.. que las conductas sexuales originen un clima que impida el trabajo). Al respecto es interesante recordar que el Daily Mail. sin contemplar aquél que no proviene de un superior. dejando de lado la subjetividad específica de la víctima.. el empleo o el ascenso se concede merced a la aceptación de requerimientos sexuales) o generar un ambiente hostil (ej. hostil u ofensivo". cuando se da una o más de las siguientes circunstancias: a) Cuando al someterse a dicha conducta se convierte de forma implícita o explícita en un término o condición del empleo de una persona. haya o no. hay que distinguir las conductas abusivas y rechazables de las toleradas y no injuriantes. 122-46 que: "Ningún trabajador puede ser sancionado ni despedido por haber recibido o negarse a recibir los acosos sexuales de un empleador. acceso carnal. "el acoso sexual entendiéndose por tal el accionar del funcionario que con motivo o en ejercicio de sus funciones se aprovechara de una relación jerárquica induciendo a otro a acceder a sus requerimientos sexuales. La nota provenía de seis dactilógrafas que escribieron diciendo "que agradeceríamos que nos informaran la dirección exacta de las oficinas mencionadas. El art. porque a cambio de esas relaciones no deseadas. ya que en los hechos una persona puede desear que un superior jerárquico o un compañero de trabajo le haga una proposición de carácter sexual. represalias. Por otra parte el acoso sexual debe producir un término en el empleo (ej. el directivo ofrece a la trabajadora mejoras en las condiciones de empleo. cit. Coincido con la doctora Medina en el sentido de que la existencia o inexistencia del avance sexual abusivo ha de ser medido de conformidad a los criterios del "hombre medio" o del "buen padre de familia" o del "hombre sensato". 967). mientras que la definición de la norma argentina (dec.

. o un cliente. p. 2) haber sido sujeto de un no bienvenido acoso sexual.. Por su parte en la ley de contrato de trabajo. 17 de la ley de contrato de trabajo dispone: "Por esta ley se prohibe cualquier tipo de discriminación entre los trabajadores por motivos de sexo. nacionalidad. 4) que ésta haya afectado un término o condición de empleo y que el empleador haya tenido conocimiento del acoso" (Conf. 78).T. ob. me encuentro con el art. cit. ob. 969). sancionada en 1964. condiciones o privilegios de empleo. situación que implica un tema de discriminación en la comunidad laboral para el trabajador/ra que no acepta el avance o asedio sexual y produzca cambios en las condiciones de trabajo. cit.. sin limitación alguna. 3) o con el propósito de interferir irrazonablemente con el trabajo de una persona.. comentarios y miradas de carácter sexual. que en aquella la legislación sobre discriminación e igualdad de derechos es mucho más amplia y radical y que han surgido organizaciones exclusivamente de mujeres en los lugares de trabajo para prestarles apoyo a sus integrantes en lo referente a recurrir a esta legislación (Cfe. términos.. no pudiendo consagrarse por las convenciones colectivas de trabajo o reglamentaciones autorizadas. define el acoso sexual como aquellas conductas conformadas por no bienvenidos avances sexuales.trabajador de la misma o inferior categoría que la acosada. cit. 172. agencia federal. cesantía o cualquier otra forma de menoscabo en su condición de ser humano y trabajador. como el que se sustente en la mayor eficacia. ob. 3) basar la queja en discriminación sexual.. con fundamento en razones sexuales. ob.. Esta norma se encuentra estrechamente vinculada con la del art. a causa de su raza. cit. Luego de este análisis de las diversas formulaciones doctrinarias y jurisprudenciales de distintos países. Rodríguez Saiach. Así. por los que se trata a la persona destinataria como a un mero objeto sexual. 78). laboriosidad o contracción a sus tareas por parte del trabajador". del acoso sexual (Conf. raza. aunque no se habrá de aceptar una prueba simple. cuya Sección 703 dispone: "Será práctica ilegal para un empleador hacer discriminaciones entre empleados y contra cualquier individuo' con respecto a su compensación. religión o raza. Afirma Rodríguez Saiach que en los Estados Unidos: "Para ganar una demanda. p.. ningún tipo de discriminación en su empleo fundada en el sexo o estado civil de la misma. color. VIII. Es tarea de los sindicatos controlar el acoso sexual utilizando leyes protectoras cuando las haya. aunque este último se altere en el curso de la relación laboral. la que establece que: El empleador debe dispensar a todos los trabajadores igual trato en identidad de situaciones. cit. en los siguientes términos. 2) como base para las decisiones laborales que afecten al individuo. p. requerimientos de esta naturaleza y otros comportamientos de naturaleza sexual: 1) llevados a cabo implícita o explícitamente como término o condición de empleo.y la relación de dirección o jerarquía. en los tribunales de liquidación de seguros y en otros sitios. se lo denomina acoso sexual ambiental. p. ob. hostil o humillante para la persona que es objeto del mismo (Cfe. p. Casi en el mismo momento es que surge la expresión "acoso sexual". aut. en el art. para la sociedad americana. como el perseguir o importunar a un trabajador o trabajadora. Para los ingleses la definición sindical es la siguiente: "El acoso sexual consiste en actos. políticos.C. debido a esto. El acoso sexual se puede distinguir de otras formas más generales de sexismo en virtud de las clases de conducta que incluye. 77). las mujeres norteamericanas comenzaron a utilizar la legislación referente a la discriminación y la igualdad de derechos en juzgado. cit. el art. También se ha de entender que se da esta figura cuando proviene de supervisores o encargados y el empleador tiene conocimiento de los avances o propuestas. En las convenciones colectivas _ © Thomson La Ley 8 . surgen elementos relativos a lo que ha de considerarse como trato discriminatorio. determine que: "La mujer podrá celebrar toda clase contrato de trabajo. p. 81 de la misma ley. cit. Se tipifican claramente los elementos decisivos. Si se efectúa un análisis de la legislación de nuestro país. con fundamento en ese título.. se las puede sintetizar y ensayar una definición del acoso sexual. gremiales o de edad". un actor debe probar: 1) pertenecer a un grupo protegido por la ley. Pudieron hacerlo en virtud de los dos factores que determinan la gran diferencia entre la situación norteamericana y la británica. persecución que tiene como sostén el trabajo en relación de dependencia -con motivo y ocasión del trabajo. Por lo general. circunstancia que puede ser acreditada por cualquier medio de prueba. Medina G. importando una restricción personal a la libertad de elegir. Este acoso perjudica la seguridad laboral o las perspectivas de ascenso de la persona destinataria y/o crea una atmósfera de tensión en el trabajo. la L. Esta interpretación administrativa se refiere al Título VII del Acta de Derechos Civiles. reiterados y no correspondidos. La Comisión para iguales oportunidades de Empleo. pero no cuando el diferente tratamiento responda a principios de bien común. 78). Según este autor en ese país existe un fundamento legal sólido para demandar con base en el acoso o asedio sexual. 78). las mismas estructuras correctivas que protegen a las mujeres y deben proteger a los hombres (Rodríguez Saiach. Se considera que existe trato desigual cuando se produzcan discriminaciones arbitrarias fundadas en razones de sexo. religión. aut. 16 de la Constitución Nacional que establece el concepto de igualdad. religiosos. creando un intimidante. hostil u ofensivo ambiente laboral. porque suele crear un ambiente intimidatorio. Por su parte en el capítulo que regula el trabajo de mujeres. cit. ob. aunque hay antecedentes de hombres acosados. nacionalidad (Conf. la persona destinataria es una mujer y el acosador es un hombre.

dispone en su art. 2 de la "Convención sobre Derechos Humanos" (San José de Costa Rica. Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra tales injerencias o ataques". "El Derecho a la intimidad del Trabajador". Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra esas injerencias o esos ataques. están vinculadas con el artículo 14 bis de la C. es el natural mecanismo de relación interpersonal pacífico y veraz. libertades y valores esenciales que integran la personalidad del hombre. 1919). c) igual texto se recepta en el art. 9. por la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (art. 22 de la C. de donde la situación de subordinación que caracteriza la relación de trabajo no puede explicarse en manifestaciones de ejercicio del poder empresarial que lesionan instancias irreductibles de libertad o intimidad". Nadie puede ser objeto de injerencias arbitrarias o abusivas en su vida privada. Livellara. (Cfe. la ley 25. asedio o aguijoneo en general. como también con los Convenios Internacionales de la O.. entendido como respeto al conjunto de principios. si bien no tan puntualmente. también menta el tema sexual como fundamento de discriminaciones. Strubbia Mario. ob.. religión. Agregando: "Que es posible usar de diversos modos el trabajo contra el hombre. 2.T. p. la protección de la privacidad de quienes trabajan también se encuentra amparada por la garantía constitucional. que ha sido ratificado por Argentina. 22 de la C. que en su artículo V dice: "Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra ataques abusivos a su honra. coincidiendo con Rodríguez Saiach que.". Juan Pablo II. (cfe. ap. nuestra legislación. porque aceptar las manifestaciones de voluntad de los interesados. que se puede castigar al _ © Thomson La Ley 9 . inc. Es oportuno recordar en el plano de la moral cristiana con relación al trabajo las ideas sostenidas por Juan Pablo II cuando dice que: "La iglesia considera misión suya anunciar el valor ricamente humano del trabajo. 11. ha sido considerado un tema que "debe ser calificado de estelar dentro del hacer doctrinal más actual" de los estudiosos del derecho laboral y ha motivado importantes análisis. promover con todas sus fuerzas el respeto a los derechos que surgen del mismo y colaborar en la formación de una espiritualidad del trabajo" y que nuestro pontífice reafirma en la magnífica encíclica Laborem Exercens cuando sostiene: "Que el trabajo es un bien del hombre -es un bien de su humanidad. inc. en su domicilio o en su correspondencia. Expresa este autor que: "Dado que en los instrumentos internacionales de derechos humanos constitucionalizados por la reforma de 1994. sino que se realiza a sí mismo como hombre es más. 2002-B.N. (Cfe. su domicilio. en la de su familia. 1946). 1918). 75. ni de ataques a su honra o a su reputación.U.1948) en el artículo 12 se consagra "Nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada. aunque su desarrollo legislativo y jurisprudencial es incipiente (Cfe.. Debemos entender que una pauta general muy clara en este campo la estableció la Convención Americana sobre Derechos Humanos.. Ed. sexo. Livellara Carlos A. 3. "Doctrina Social de la Iglesia". De los tratados y declaraciones de derechos humanos enumerados en el artículo 75. 1918). Paulinas. a su reputación y a su vida privada y familiar". Toda persona tiene derecho al respeto de su honra y al reconocimiento de su dignidad. Se ha de interpretar que esta prohibición de injerencias ilegítimas o contra la voluntad del interesado en su vida privada. 100 y 101 y con diversos Tratados Internacionales que tienen jerarquía constitucional. derechos.porque mediante el trabajo el hombre no sólo transforma la naturaleza adaptándola a las propias necesidades. p. b) la "Declaración Universal de Derechos Humanos" N. destinadas a consagrar el principio de no discriminación.013. cit. ni de la actividad que desempeña. declara ilegal el acoso. que el principio de dignidad personal.I. 17 del "Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos" (Nueva York. que introdujo alguna reforma en el régimen laboral. debe estar presente. 11: "Protección de la Honra y de la dignidad" 1. al igual que el Acta de Derechos civiles americana. como los Nros.592 que consagra la prohibición de todo tipo de discriminación.. el régimen de garantías constitucionales de los derechos inviolables que afecta al derecho a la intimidad no admite graduaciones como consecuencia de la posición que ocupa el individuo. se refieren al derecho a la intimidad. en un cierto sentido se hace más hombre". en su artículo 11 introduce la figura del despido discriminatorio. disponiendo: "Será considerado despido discriminatorio el originado en motivos de raza. que tiene a partir de 1994 jerarquía constitucional. los siguientes: a) La "Declaración Americana de los Derechos y Deberes del hombre" Bogotá. Es que como remarca Goñi Sein.. se hace un reconocimiento amplio del derecho a la intimidad de la persona en todas sus facetas. C. No debemos olvidar.). DT. Livellara C. con la ley 23. 534).. conocida también como Pacto de San José de Costa Rica. N. Se puede concluir.. su correspondencia. cit. 1969) y en el art. Asimismo. o su derecho a la intimidad. Estas normas laborales. El respeto a la esfera privada del trabajador.N. su familia.o tarifas de salarios que se elaboren se garantizará la plena observación del principio de igualdad de retribución por trabajo de igual valor".. Laborem Exercens. pag. ob. 1966). que es idéntico para todos.

. que el presente reclamo tiene su origen en la conducta ilícita que se endilga al codemandado Isa.).. (CNCiv. c. Así a poco que se analicen dichas probanzas a la luz de los principios de la sana crítica. Es que contrariamente es sostenido por el anterior magistrado. si antes no hubieren cesado. deberá advertirse que la testigo N. en virtud de la aplicación del principio iura novit curia y en coincidencia con lo resuelto por la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil. preservar el ámbito laboral en que se desenvolvían sus empleados ajeno a todo tipo de situaciones que comprometieran la intimidad. en el presente caso. apesadumbramiento. in re "Chidichimo de Zubeldía U. Desde ya puedo adelantar. 1071 bis del C. Es que. igual trato y honor de aquellos.. de acuerdo con las circunstancias" (CNCiv.C. Luego de las consideraciones efectuadas. Esta norma.J. que omitió. es un derecho personalismo que ampara a todo individuo contra cualquier forma de perturbación a sus sentimientos y vida privada.. sala B. y se reglamenta en el art. t. creencias y afecciones de un individuo o de una familia. E. En tal sentido. más bien. que se puede explotar de diversos modos al trabajo humano. empleando polleras cortas y remeras muy ajustadas. declara haber sido víctima de acoso sexual por parte del codemandado Isa. Sentado lo expuesto.A. mortificando a otro. de las acciones. DJ. Púb. p. 19 de la Constitución Nacional. Afirma sobre las molestias que sufriera la víctima. pero agrega que lo mismo sucederá cuando de cualquier forma se perturbe su intimidad (C. 2001-IV-385).N.173. lo que no se desea dar a conocer ni dejarse ver ni sentir". ni perjudiquen a un tercero (art. más aún de los jueces. en sus costumbres o sentimientos. sino sobre todo menoscabando su propia dignidad y subjetividad" (Idem anterior. X. Todo esto da testimonio a favor de la obligación moral de unir la laboriosidad como virtud con el orden social del trabajo. Ed. B. o perturbando de cualquier modo su intimidad. en su caso. Apareciendo ciertamente verosímil dicha prueba en cuanto describe una metodología de acoso y posterior persecución similar a la padecida por la actora. que. endilgando conductas que pretende reprochables.hombre con el sistema de trabajos forzados. que permitirá al hombre hacerse más hombre en el trabajo y no degradarse a causa de él. 78 y sigtes. En este sentido. angustia. 2002-0813. todos dependientes. la defensa efectuada por la parte demandada intenta descalificar la persona de la actora. E. sala M. J. Es lo más personal. mereciendo. en cuanto dispone que "el que arbitrariamente se entrometiere en la vida ajena. Tenta Aníbal". 1071 bis del Cód. interior o privado. independientemente de su veracidad. gustos. cabe sostener. y el hecho no fuere un delito penal. T. Civil. a mi criterio. 2001-IV-384).Parte General". que ha sido modificada por la ley 21. en primer lugar. humillación y desmedro de la dignidad todas ellas. II. pero no por ello cabía obligarla o coaccionarla a mantenerlos con quien no quisiera. que halla su fundamento. mortificar en sus costumbres. difundir correspondencia. intromisiones que puedan provenir de la autoridad o de terceros". puesto que dicha esfera íntima del individuo queda preservada de toda intromisión y juzgamiento. dolor. y M. en definitiva. en tanto dichas conductas no ofendan al orden y a la moral pública. IX. y a pagar una indemnización que fijará equitativamente el juez.C. F. de los asuntos. 5-6-2001. Z. mientras que el derecho a la intimidad " es el que garantiza a su titular el desenvolvimiento de su vida y de su conducta dentro de aquel ámbito privado. "Instituciones de Derecho Civil. el derecho a la intimidad. en la ocasión. la actora ostentaba derecho de mantener contactos íntimos con quien así lo deseara. los testigos G. de los sentimientos. p. afecciones legítimas de la zona espiritual íntima y reservada de la persona que resulta ser sujeto pasivo de tal accionar.. Tal como lo expresara supra. encargado de la empresa accionada y la postura complaciente de la misma. no habrán tenidos en cuenta ni comportan presunción alguna contra la reclamante. ofrecidos por la demandada. B. Rivera J. DJ. sala M. Aquí cabe aclarar que. como se verá. un detenido y minucioso análisis de las probanzas arrimadas a la causa indican.. perjudicando no sólo sus fuerzas físicas.A. entre otros. debemos decirlo lisa y llanamente.. manifiestan que la actora había mantenido relaciones con clientes de la empresa. 19 de la C. _ © Thomson La Ley 10 . ofrecida por la parte actora. en el art. 2002-3-314).A.. (cfe. una distinta interpretación de ella. será obligado a cesar en tales actividades. J. Abeledo Perrot). 1988-1-365). tales como publicar retratos.C. las ofensas a dicho derecho pueden materializarse por el acoso sexual en la esfera laboral. del 7-5-87. G. evidencia la veracidad de las afirmaciones vertidas por la accionante. que aquí se trata. el reproche de la ley y una adecuada reparación (Cfe. Asimismo se ha entendido que: "intimidad es el ámbito comúnmente reservado de la vida. sino. CNCiv. mortificación. estas declaraciones.. tendencias sexuales. habrá de advertirse. que se puede hacer del trabajo un medio de opresión del hombre. También estos testimonios refieren que la accionante se desempeñaba en una actitud provocativa. C. la existencia misma de la actitud acosadora de Isa. apareciendo acertado subsumir la presente acción en la norma del art. 5-6-2001.C. en cuanto revelan comportamientos íntimos de la persona atinentes a sus apetencias. siendo causa de aflicción. la prueba testimonial producida por las partes no resulta contradictoria en cuanto a la conducta asumida por Isa. sin injerencias. 534). sala M. dignidad. expone varios supuestos de intromisión arbitraria en la vida ajena.

Por su parte el testigo E. Que la actitud de la actora era de rechazo. tenía a su padre internado en el sanatorio Burzaco y Juan Isa fue ahí a la noche.. estas declaraciones testimoniales serán apreciadas con severas reservas. ambos dependientes de la misma.. que quería salir con ella. y se enteró que la testigo estaba embarazada. ella le advertía que tenía novio. Que la molestaba. las perseguía". H. salí de ahí".. Estas afirmaciones de Z. que buscara por otro lado y él le quería tomar la mano. que no le gustaban estas conductas de Isa.. Que: "constantemente. como ha quedado dicho. cuando esta trabajaba en su escritorio. Así. Se ponía muy nerviosa. la acosaba. que tramitó por ante el juzgado en lo Criminal y Correccional Nro. y decía que estaba sentado arriba de la testigo. que no pueden arrojar luz sobre la verdad de lo acaecido. por los pormenores puestos de relieve. Es dable destacar que los relatos de las eventuales víctimas fueron lo suficientemente verosímiles. quien le contestaba "anda y sentate arriba de la silla de Alberto". 384 del Cód. esgrimió una defensa tendiente a desacreditar la persona de la actora. si su testimonio aparece suficiente. Ello sin perjuicio de señalar que la carga de la prueba del acoso sexual se hallaba. Necesariamente para hablar de acoso sexual debe existir una relación de causalidad adecuada entre el avance sexual no querido y la medida adoptada en el empleo. contrariamente a lo que se esperaba de ella. quería tirarse encima. Estas declaraciones de Z. aparecen en mi entendimiento como ciertas. C. mirá para otro lado. y G. en el caso.Sostiene la referida testigo que dice textualmente: "A la testigo en primera instancia la molestaba. 12 de la causa penal). pues le decía "no me toques. 112/113 y fs.067. Se que trata de una facultad privativa del magistrado. Si bien es sabido que la dependencia de los testigos respecto de uno de los litigantes no significa. de hecho quería tocar las manos. circunstancia que no se da en autos. quienes manifiestan desconocer la conducta acosadora de Isa. más que nada en lo que hace a su desempeño dentro de la empresa.. pues por la puerta pasaba una sola persona.. era de palabra. por ese sólo hecho. Que Isa las tocaba. Que lo sabe por haberlo visto". Que cuando Isa la acosaba. (fs. en principio de cargo de la actora. _ © Thomson La Ley 11 . que era en una oficina que estaba arriba y Juan Isa se paraba en la puerta de salida de la oficina que era la única que había y ella tenía que salir sí o sí. por la turbación y vergüenza en otros. encontrándose comprometido el interés personal de cada uno de ellos en la cuestión. por el lenguaje empleado en cada una de las referencias. A mayor abundamiento. concordantes y coincidentes. estos son atendibles cuando sus declaraciones son idóneas para crear la convicción del juez acerca de la verdad de los hechos a que se refieren. lo cual. refiere que la actora trabajaba en la oficina y él era despachante y repartidor. En sentido contrario deponen los testigos ofrecidos por la parte demandada. Isa se sentaba en la silla. A los efectos de apreciar la prueba. dejá de molestar". la actora se ponía muy mal. puede agregarse que incumbía a la empleadora codemandada la prueba acabada de su falta de responsabilidad por la conducta acosadora de un dependiente de ella. de acuerdo con lo preceptuado por el art. surge que ha observado cuando Isa le apoyaba la cara contra el costado de la cara de la actora. las tocaba con los brazos. Además expresa que. cuando se levantaba de su silla. diciéndole la testigo. en especial la testimonial. A. no te apoyes encima mío. siempre invitando a salir y la testigo siempre decía "ya tengo novio. 9) de la causa Nro. porque al otro día a la mañana le dijo "no fuiste a ver a tu papá". por ser distintos en cada caso. Relata asimismo. la dejó tranquila y se empezó a ensañar con la actora. las chicas se quejaban porque Isa las quería tocar. puesto que se encontraba en mejor posición para informar suficientemente al juez acerca de las condiciones de labor en que se desenvolvían sus empleados. no recuerda muy bien lo que decía. cuando estaban sentadas. comprometiéndola a la testigo que estaba de novia. el órgano jurisdiccional puede inclinarse por la que merece mayor fe de acuerdo a los demás elementos de mérito que obran en el expediente. convincente y no exista prueba suficiente e idónea que la contradiga. aparece desvirtuado por el restante material probatorio. (fs. 12 de Lomas de Zamora. Cabe recordar que en materia de testigos. cuando pasaban. 15 de la causa penal). y por la contundencia de las respuestas. Procesal Civil y Comercial de la Provincia de Buenos Aires. aparece comprensible que traten de colocarse en una posición que determine su falta de responsabilidad en el hecho que se ventila. que le informó a Alberto Guerreiro que la estaba molestando Isa y este le contestó que estaba enamorado. Z. toda vez que lo sostenido por quienes son dependientes de Guerreiro. Del testimonio de R. (fs. que la acosaba. Agrega en su testimonio Z. 54. Así el hecho de que el testigo sea empleado de la demandada no empece a la virtualidad probatoria de sus dichos. 114/115 y fs. después que llegó la actora. En función de lo antedicho. y P. son coincidentes con las efectuadas por la misma en sede penal.. no habrá de receptar favorablemente. que en una oportunidad. M. antes de que empezara a trabajar la actora. Z. por lo que debía rozarlo para salir. comprate una muñeca inflable. se rozaba. les decía cosas. Que la actitud acosadora de Isa. P. Agrega que la actora contó llorando dos o tres veces que Isa la perseguía. Les decía que quería salir con ellas. no lo es menos que.

debiendo orientarse el juzgador para tenerlo por acreditado con la certeza moral de que su denuncia no constituye una falsedad a los fines de obtener un beneficio económico o de dañar injustificadamente a la persona del presunto acosador. quien relata la forma en que pone en conocimiento de Guerreiro de la conducta de su dependiente. 163 inc. bien puede comprenderse el proceder de la acosada cuando formula sus quejas a Alberto Guerreiro... 16. aut. la testigo Z. y de la actitud de pasividad de aquel. Ello dificulta a la hora de ser evaluado el acceso a un conocimiento pleno de lo ocurrido. importando a su vez una restricción a la libertad de elegir (Rodríguez Saiach "Acoso Sexual. cit. aparece oportuno traer a colación las palabras de Rodríguez Saiach. que es lo que puede ofender su intimidad sexual y lo que no (cfe. Tengo para mí que se encuentra debidamente acreditado que Isa tenía una jerarquía superior a la de la víctima del acoso y representaba al empleador. se ve que algunas concepciones arcaicas han sido emitidas recientemente (cfe. ob. respetando en toda su dimensión la sensibilidad particular del damnificado (Cfe. 5° Cód. árbitro o mediador en el caso concreto (Cfe. cobrando mayor vigencia por ende el valor de los indicios que permitan arribar a la configuración de las presunciones graves. en virtud de lo expuesto. precisas y concordantes que el art. p. 151) del que se desprende que Juan Eudoro Isa se encuentra inscripto como empleador en esa dependencia.. no para las partes y la sociedad (cfe. 'hombre' y 'mujer' razonable. y P. es lo que surge de la contestación del oficio remitido a la A. pues no aparece probable que ante esta delicada situación. persecución que tiene como fundamento el trabajo en relación de dependencia -con motivo o en ocasión del trabajo. en la mayoría de las resoluciones se verificará que un hombre. Si el criterio de interpretación del caso es objetivo. Las prevenciones que manifestamos tienen sólidos fundamentos en la lectura de opiniones judiciales en los países donde ya existen normas legales que sancionan el fustigamiento sexual.. cit.XI. Otro tema que a mi criterio ha quedado debidamente acreditado es la posición jerárquica de Isa. cit. Cabe destacar a esta altura del desarrollo de la temática analizada que las características que revisten los hechos que tipifican el acoso sexual y los comportamientos de quienes los producen suelen desarrollarse en contextos donde no existen otras personas que puedan observarlos. aut. ob. eleva a la categoría de prueba. otra de las víctimas de Isa. puede ser atemperada con equidad por el juzgador. no puede esperarse ni exigirse la prueba directa de los presupuestos fácticos. 1996. quien afirma: "Recibimos con reservas los símbolos 'persona'.. p. 61). la demandante. . limitando severamente la libertad de criterio del juzgador. XIII. Tratar de resolver el caso desde la subjetividad de la víctima es escuchar sólo a una de las partes. a través de las cuales definimos el acoso sexual "como el perseguir o importunar a un trabajador con fundamentos en razones sexuales.. lo limitamos a la simple comparación interpersonal con otras víctimas similares y probables. pues lo hace informando verbalmente. p. y que produce o puede producir a su respecto un cambio en las condiciones de trabajo. y al concepto de 'víctima razonable'. M. en tanto intromisión en una esfera de la personalidad conformada por la propia sexualidad y sentimientos. 61). cit. aut. P. Por consiguiente. F.. le indicará a una mujer. quien es víctima de un acoso sexual exponga abiertamente sus afecciones en forma escrita ante su empleador. él nos guiaba en lo que teníamos que hacer. (fs. citado en Martínez Vivot "acoso sexual en las relaciones laborales". supra citadas... 61). ante el relato de los hechos. Agregando que tal menoscabo importa asimismo una lesión al derecho a la intimidad. Procesal. "Acoso Sexual". Por lo tanto. actuando con una armónica apreciación objetiva de lo general. XII. 17). p. que. Sobre este aspecto. Aquí. hacíamos lo que él decía". el funcionario. En otro orden de ideas. Ello se ve corroborado por lo manifestado por C. que necesariamente debe resguardarse en aras de la protección integral del individuo. 61). la cesantía o cualquier forma de menoscabo en su condición de ser humano y trabajador. cit. Z. toda vez que de los dichos de los testigos Z. hurtos y otras causas de despido". surge que este era encargado.. Entiendo que una reacción exagerada de la víctima. ob. cit.bajo la dirección del empleador o personal jerárquico. bajo CUIT . Ed. p. "Cuando no estaba Alberto Guerreiro. aparece oportuno traer a colación las palabras de Elpidio González. 1993. Astrea.. G. ambas con el mismo resultado negativo de parte del principal. por las fechas de algunos de ellos. Un elemento que debe ser valorado adecuadamente. Alcotán. que no acepta el asedio o avance sexual. _ © Thomson La Ley 12 . situación que importa una discriminación en la comunidad laboral para el trabajador.. "como era el más antiguo.. Que es la misma metodología que había adoptado ante idéntica conducta desplegada por Isa. porque esas abstracciones pueden transformarse en criterios objetivos de resolución. González E. p. 61). pero resolverlo a partir de la subjetividad exclusive del juez. Asimismo afirma H. entiendo que a través del preciso testimonio brindado por Z.. si es exagerada. González E. es justicia sólo para sus propios valores. ya que era el más antiguo de la empresa". en el sentido que Isa cuando no estaba Guerreiro.. I. se encontraba en cabal noción de lo que acaecía en la empresa. p. lo cual es una injusticia manifiesta. Ed.

en la pericia psicológica practicada en autos (fs. Martínez Vivot describe las circunstancias que conforman el llamado acoso sexual. creo justo atender la queja planteada por la recurrente. p. corresponde analizar los reclamos indemnizatorios. estos hechos aberrantes. de conformidad con lo normado por el art. Por las razones expuestas. por último. sin arrimar probanzas. esa es mi propuesta. así como también el resto de las probanzas arrimadas al proceso y las presunciones hominis indican. 37 y sigtes. por las partes. debiendo someterse a un tratamiento. g) que debe ser efectuado por el propio empleador a sus dependientes jerárquicos. pudo no ser la más adecuada. a mi juicio. es rechazado por la persona a quien se dirige. en el sentido de que no se configura el acoso sexual. las presunciones. por el contrario. De acuerdo al texto de la demanda a fs. Atinente al rubro reclamado. XV. pues la actora se limita a peticionar este rubro por la supuesta imposibilidad de conseguir una nueva ubicación laboral. un manifiesto desinterés por el trabajo y. En razón de lo decidido. para superar tales males. d) que la conducta puede ser verbal o física. Esto aparece contradictorio con la conclusión de que la actitud de Isa con la actora. 136/143). c) que tiene incidencia negativa en la situación laboral del afectado. que usando esta posición funcional pisotea la dignidad de los trabajadores. en virtud de que desde la fecha de la renuncia no ha podido lograr una nueva ubicación laboral. indiferencia y depresión (Martínez Vivot "Acoso sexual en las relaciones laborales" cit. no siempre concedido.. La prueba. se advierten que padecen formas graves de tensión. como secuela de los incidentes vivenciados durante su relación laboral. 38). relucen en número y calidad suficiente. espalda y estómago. Lucro cesante. no denunciado por desconocimiento de sus derechos o por temor razonable. admitir la demanda incoada contra Juan Eudoro Isa y Alberto Guerreiro. 10/11 se reclama en tal concepto la suma de pesos siete mil ($ 7000). Debe concluirse que en el caso traído a nuestra decisión. ya sea presente o futura. gravedad y concordancia me llevan a la convicción acerca de la veracidad de las circunstancias invocadas por la víctima. En general." (Martínez Vivot "Acoso sexual en las relaciones laborales" cit. El lucro cesante está relacionado con las pérdidas experimentadas exclusivamente durante el tiempo en que se prolongue la inactividad laboral de la víctima. En definitiva. este autor señala que "estudios realizados en mujeres que han sufrido un acoso sexual acreditan que éste ha dejado secuelas en muchas de ellas. Tal acápite no se presume sino que debe ser positivamente acreditado mediante elementos de convicción que demuestren una efectiva frustración o pérdida de ganancias que verosímilmente habría obtenido la víctima. resultan aún más repugnantes a elementales principios de orden moral. Que se debe tener presente que en el contexto socio económico en el que se encuentra inmerso nuestro país. cansancio y depresión. revocando el fallo recurrido y. en consecuencia.). insomnio. que fuera consentida. Civil. Por otro lado. se acredita que la accionante presenta un indicador de haber padecido un estado de estrés agudo. En autos no existen probanzas que acrediten este punto. según surge de la prueba testimonial rendida en autos y la pericia psicológica. p. b) que no es deseado y. No comparto lo sostenido por el juez de la instancia anterior. resultado a su vez de estudios médicos que se advertían en las víctimas dolores de cabeza. que fuera superado posteriormente. su rechazo. tipificándolas de la siguiente manera: a) que se trata de un comportamiento de carácter o connotación sexual. Luego agrega que "para las acosadas. 18 y sigtes. suponiendo que se hubieran mantenido las demás circunstancias necesarias. una disminución apreciable de la concentración. Se determinó que aquél producía un medio de trabajo tenso y hostil.Por su parte. 1071 bis Cód. Que el impacto fue momentáneo y no le impidió con posterioridad encontrar un nuevo trabajo y comenzar una nueva relación sentimental que actualmente esta formalizada. de éste rubro exige que se acredite el lapso de inactividad que determinó la frustración de las ganancias. cuello. XIV. con persecuciones y seguimiento de tareas.). pues se trata de personal jerárquico. e) que el autor sabe o debería saber que es ofensiva o humillante para el afectado. que culmina con la renuncia al empleo por parte de la accionante. las circunstancias expuestas por el autor citado. h) que el acoso sexual es un concepto subjetivo. que ciertamente aparece en autos configurado el acoso sexual y posterior persecución laboral que se denuncian. siempre de naturaleza sexual. su cuantía-. ya que cada afectado debe saber qué actitudes lo afectan o no (Martínez Vivot "Acoso sexual en las relaciones laborales" cit. creando circunstancias tan adversas que conducen a la renuncia o bien solicitar un cambio de lugar de trabajo. comporta una discriminación en razón del sexo. donde existen varios millones de trabajadores subocupados o directamente desocupados. f) que. es causa de dificultades en el empleo. así como la posibilidad cierta de la existencia de éstas -y en tal caso. ansiedad. p.. sobre el tiempo de la _ © Thomson La Ley 13 . particularmente psicológico. en principio. confrontadas con las que padeció la actora. que por su precisión.

que la dignidad humana sea respetada. 1980-II-56). El daño moral ha de prosperar igualmente en la medida en que aquél se desprenda de los padecimientos sufridos por la accionante a causa del menoscabo infringido en su intimidad y dignidad y la discriminación de que fuera asimismo víctima. Cód. Objetivamente es fácil determinar cuando existe el acoso sexual y ningún juez ha de admitir una demanda sin una concreta y objetiva prueba de su existencia. sin prejuicios de sexo. conformando de este modo un daño cierto. 1071 bis del Cód. como todo daño puede comprender el aspecto material y el moral. y Com. La sola existencia de tal desmedro hace presuponer un perjuicio espiritual que debe ser reparado por los responsables del daño. y la apreciación por el juez de su existencia y cuantía debe ser _ © Thomson La Ley 14 . DJ. sino enmendar o satisfacer. 8-9-2000. cit. etc. 2001-IV-síntesis). cit. sala II. Daño moral La experta en su informe de fs. con quien relacionarse y con quien vivir (cfe. 136/143 sostiene que la actora no es portadora de una neurosis fóbica. Por todas las razones y fundamentos vertidos. Pero de existir el acoso la reparación debe ser importante para permitir que el equilibrio permanezca en la comunidad.inactividad y ni su cuantía. para lo cual se requiere una prueba adecuada. Lo que podría haber recibido en el momento del incidente es una psicoterapia con la característica de un tratamiento breve. 27. y S. Mar del Plata. 2001I-síntesis). Rodríguez Saiach. 10-121997.931. Civil apunta a preservar otras variables de la subjetividad personal. en cuanto ha de tenérselo por demostrado por el sólo hecho de la acción antijurídica y la titularidad del accionante (SC Buenos Aires. 97). El acoso sexual en el ámbito de la comunidad laboral cada vez ha de cobrar más virtualidad. Si bien el lucro cesante no requiere una demostración exacta de la ganancia dejada de percibir. pues eso es lo que constituye el daño. sala E. la ganancia dejada de percibir por la damnificada. de tal modo que la jurisdicción se vea limitada a pronunciarse en torno a la cesación de la conducta activa u omisiva que afecta a las personas. el tiempo transcurrido. Debe entenderse por el mismo. esto es. así como su vinculación directa con el hecho dañoso. p. 1988-II-115). en el ámbito privado. Mar del Plata.280. L. por no haber aportado elementos que demuestren la existencia del mismo. A. pero son anteriores al incidente de autos. debe probarse fehacientemente la existencia y extensión de lo dejado de ganar.. JA. Para su procedencia. El agravio moral es una alteración subjetiva.. pues nadie lucra con los sentimientos heridos (CFed. 13-5-80. 3°. sala II. Se debe partir de la premisa... sala C. La reparación de este deterioro del alma debe atender tanto a las perturbaciones sufridas en los afectos más íntimos. 2001-IV-síntesis). 16-12-1997. En el caso del acoso sexual. por lo menos. que cada persona -con independencia de su sexo. debe alcanzar ciertos límites mínimos que permita al juzgador aplicar lo dispuesto por el art. 1998-2-975). con una frecuencia semanal y puede oscilar en importes desde los $ 40 (pesos cuarenta) en un ámbito institucional. 165. y Com. 9-3-2000. y eventualmente a lo que la misma ley define como "indemnización de equidad". Resulta menester tener presente que el régimen incorporado a través del art. 38. La inexistencia de perjuicio económico no puede ser óbice para negar el daño moral que tiene principios diferentes a los que inspiran el daño material (cfe. hasta $ 100 (pesos cien).. debe estar justificada la labor frustrada. simplemente el sistema defensivo que implementa tiene características fóbicas. párr. la que si no llega a ser totalmente cabal e incuestionable. A. debe rechazarse la pretensión de la actora respecto de la indemnización del rubro lucro cesante. Reparar no importa crear o producir utilidad. Debemos tratar la cuestión a nivel científico. ob. pero que no superaría las quince consultas. 10-5-88. Ac. que la incapacidad temporal es resarcible. no es necesaria la certeza absoluta. de apoyo y contención. Para que sea procedente esta indemnización no basta con probar la simple posibilidad de haber obtenido una ganancia. XVI. 7-7-1998. tiene que ver con su estructura de personalidad y no con una secuela. y S. aunque pueda no ser determinado su monto (CCiv. JA. El daño a indemnizar por lucro cesante se considera cierto cuando las ganancias frustradas. Tal probabilidad debe apreciarse objetivamente y conforme a las circunstancias del caso. y es al responsable del hecho dañoso a quien incumbe invocar y acreditar la existencia de una situación objetiva que excluye la posibilidad de su existencia (SC Buenos Aires. Procesal (CCiv. no se presume y para conceder la indemnización por este rubro deberá probarse fehacientemente su existencia (CNCiv. pag. el cual debe ser cierto. Mar del Plata. sino que es necesario demostrar la privación de un acrecentamiento patrimonial que la actora hubiera podido obtener verosímilmente. ob. JA. como al logro de la tranquilidad anímica (CNCom. El perjuicio espiritual no requiere prueba específica alguna. 2001-I-síntesis).pueda elegir libremente con quien salir o no salir.. JA. Rodríguez Saiach. debían ser logradas por la perjudicada con suficiente probabilidad. de no haber ocurrido el hecho dañoso. 97).

arts. 212/02. entre otros). 384 del Cód. pudiéndoselas clasificar. Reg. a su vez. Se trata del establecimiento del nexo de causalidad. si bien ambos afectan el equilibrio espiritual del damnificado. presentarse supuestos de concausalidad entre ambos (esta sala. supeditada a la apreciación del juez y que se corresponde con sus peculiaridades. y concs. ya que debe concederse uno u otro cuando la psicoterapia tiene probabilidades serias de remitir la patología derivada del accidente. en orden a la esencia eminentemente espiritual afectada. XVII. Def. ha de reconocerse que cualquier merma de las aptitudes psíquicas de un individuo constituye también un daño resarcible. 212/02. JA. con una frecuencia semanal. analizadas las constancias de autos y a la luz de lo expuesto. Reg. Asimismo debe diferenciarse de la incapacidad sobreviniente. las neurosis postraumáticas -específicas o inespecíficas-. Ello es así. por la índole de dicho tratamiento que exige una especial relación entre terapeuta y paciente. 212/02. sea a través de una institución pública. Así como toda disminución de la integridad física humana es materia de obligado resarcimiento. 1071 bis Cód. por ende. Roca S. Civ. que no superara las quince consultas. dado que. el resto de la vida social y de los aspectos vitales de un ser humano. Daño psicológico En último lugar. 2001-IV-Síntesis). Sent. 136/143) que propone una psicoterapia con la característica de un tratamiento breve. Daniel R. entre otras). entre otras). más aun en el caso. Reg. ni debe exigirse al afectado un temple superior ni una resistencia extraordinaria a un agente externo traumático e inesperado (esta sala. Reg. atinente al rubro reclamado como daño psicológico y los gastos de tratamiento psicoterapéutico -incluido en el punto VIII de la reclamación. Sent. obsesivas. obedecen a un curso patológico preexistente. JA. motivo de responsabilidad. 2l2/02. La determinación del daño psíquico es una cuestión delicada. de su obra social o bien en forma particular (esta sala. en cambio. siendo una cuestión de hecho. la causalidad de la afección psíquica es "endógena". entre otros). 2001-síntesis). de las situaciones delineadas con anterioridad al hecho. efectivamente ha visto alterada su personalidad de base motivo del hecho ilícito. Si la merituación de este resarcimiento resulta ser una tarea difícil para el juzgador. dado el cuadro que padeció. a cuyo respecto el accidente sólo obra como detonante. Acreditada la necesidad de que la víctima de un hecho ilícito realice un tratamiento psicoterapéutico. puesto que haya que diferenciar las simples "tendencias" o "predisposiciones". 23-10-96.858 del 21-5-91. y otro c.A. sala B.. sigtes. Intereses Respecto de los intereses peticionados y como consecuencia de haber quedado notoriamente desarticulado el sistema de convertibilidad y las disposiciones que son su consecuencia. Asociación Atlética Villa Gesell"). tendiente a mejorar o corregir dicho cuadro. El daño psicológico puede dejar incólumes las posibilidades laborales. XVIII. estimo prudente y razonable fijar la suma de pesos cinco mil ($ 5000) por este concepto. Es improcedente indemnizar el daño psíquico o psicológico y el tratamiento respectivo. especialmente la doctrina sentada por la Casación Provincial (Ac. Atendiendo a los fundamentos vertidos y lo que surge del informe pericial (fs. Así. entre otras). aquella tiene derecho a ser asistida por el profesional que mayor confianza la merezca. considerados en su proyección hacia el mundo exterior y sólo producir consecuencias disvaliosas en su vida interior (CNCiv. Sent. aunque con manifestaciones concretas recién a partir de éste. considerando cual pudo ser el estado de ánimo de una persona común colocada en las mismas condiciones concretas en que se halló la víctima (CNFed. 375.000) en concepto de daño psicológico y costo del tratamiento psicoterapéutico (arts. Sent. cabría al agente traumático y. en el segundo. en neurosis de angustia. pudiendo. con apoyo genético en la personalidad de la víctima. caratulada: "Zgonc. 43. 374. a la tasa que pague el Banco de la Provincia de _ © Thomson La Ley 15 . ya que de otra forma se duplicaría el resarcimiento (esta sala. Procesal y jurisprudencia anotada). Def. propongo determinar un importe de pesos un mil ($ 1. s/Daños y Perjuicios". Transportes Metropolitanos Gral. moratoria se compadezca con las especiales contingencias que se advierten en el precio actual del dinero en el mercado en nuestro país. sala III. Def. in re "Piuca Mamani Hilarion y otra c.necesariamente objetiva y abstracta. En el primer caso. 10 de junio de 1997 y hasta el 6 de enero de 2002. pues es menester distinguir cuáles perturbaciones reconocen su fuente en el suceso o se han agravado con él y cuáles. y depresivas (esta sala. Reg. de apoyo y contención. teniendo presente que el derecho de daños no es un derecho "de los fuertes".. y Com. El déficit en el ámbito psíquico debe ser diferenciado del daño moral. De allí que proponga condenar a los deudores a abonar intereses desde la fecha de la notificación de la demanda. Def. Sent.aparece necesario conceder una suma de dinero a fin de posibilitar a la actora la realización de un tratamiento. 212/02. Def. 15-7-97. aquel reviste connotaciones de índole patológica. Civil. que ha sido tipificada como la disminución de las facultades atinentes a lo laboral y al resto de la vida social. es necesario que la tasa de interés. médicamente encuadran en las secuelas posibles de un accidente. Esta sala tiene dicho que: corresponde verificar en cada caso si quien reclama indemnización en concepto de daño psíquico.

XIX. 31 y 51 ley 8904). Ac. B. 267/91 y otros). y consideraciones del acuerdo que antecede. sala I Reg. 500.en cuentas corrientes. 57688 del 3-996. a la tasa efectiva anual que cobra el mismo Banco para giro no cubiertos -sin autorización. El doctor Basile expresa que vota en igual sentido. Costas de ambas instancias a la demandada vencida (art. a la tasa que pague el Banco de la Provincia de Buenos Aires en sus depósitos a treinta días. y hasta el 6 de enero de 2002. Así lo voto. Def. Sent. Procesal).Buenos Aires en sus depósitos a treinta días vigentes en los distintos períodos de aplicación. importes que devengarán intereses desde la fecha de la notificación de la demanda. a la tasa efectiva anual que cobra el mismo Banco para giro no cubiertos -sin autorización. con costas de ambas instancias a los demandados. Las costas de ambas instancias se imponen a los demandados vencidos (art. y Com. Procesal). por compartir fundamentos. 57/95. por indemnización de daños y perjuicios.. En consecuencia condénase solidariamente a los demandados a pagar a la actora. 500. contra Juan Eudoro Isa y Alberto Guerreiro. 501 y concs. Cód. y a partir de esa última fecha y hasta el efectivo pago. a la tasa efectiva anual que cobra el mismo Banco para giro no cubiertos -sin autorización. contra Juan Eudoro Isa y Alberto Guerreiro. a la tasa que pague el Banco de la Provincia de Buenos Aires en sus depósitos a treinta días. y a partir de esa última fecha y hasta el efectivo pago. M. voto por la negativa. Ac. Los honorarios se regularán en su oportunidad (arts. 501 y concs. Cód. 10 de junio de 1997. y hasta el 6 de enero de 2002. 48321 del 24-3-92. 49724 del 30-3-93. hasta el efectivo pago. 2ª cuestión. 52964 del 10-5-94. Procesal. dentro del quinto día de ejecutoriada la presente (arts. vigente en los distintos períodos de aplicación. y a partir de esa fecha y hasta el efectivo pago.. dentro del quinto día de ejecutoriada la presente (arts. las siguientes sumas: pesos cinco mil ($ 5000) por daño moral y pesos un mil ($ 1000) en concepto de daño psicológico y tratamiento psicoterapéutico. 68. Cód.en cuentas corrientes. Los honorarios se regularán en su oportunidad (arts. 197/93. revócase la sentencia apelada haciendo lugar a la demanda entablada por L.El doctor Tabernero dijo: Visto el acuerdo logrado al tratar la primera cuestión. Lomas de Zamora. Dichos importes devengarán intereses desde la fecha de la notificación de la demanda.. Ac.Norberto H. _ © Thomson La Ley 16 . Procesal). Costas de ambas instancias a la demandada vencida (art. Procesal). SC Buenos Aires Ac. CCiv. vota también por la negativa. corresponde revocar el fallo apelado y hacer lugar a la demanda entablada por L. por indemnización de daños y perjuicios. Por el acuerdo celebrado quedó establecido que la sentencia no es justa y debe ser revocada haciéndose lugar a la demanda. 31 y 51 ley 8904). 68. Cód. Por las razones y fundamentos expuestos. Tabernero. las siguientes sumas: pesos cinco mil ($ 5000) por daño moral y pesos un mil (1000) en concepto de daño psicológico y tratamiento psicoterapéutico. Por ello. 10 de junio de 1997. 54479 del 5-3-96.en cuentas corrientes. 68 Cód.Rodolfo M. En consecuencia condénase solidariamente a los demandados a pagar a la actora. El doctor Basile. Basile.. vigente en los distintos períodos de aplicación. M. Costas. Ac.. B. 398/94.

_ © Thomson La Ley 17 .