SOCIEDADES DE PERSONAS

Sociedades Personalistas: Es fundamentalmente lo que el socio es y no el aporte que realiza, mas allá de
que en todo tipo social interesen las dos cosas.
SOCIEDAD COLECTIVA
Concepto: Aparece en la Italia medieval como consecuencia de la decisión de los familiares de continuar
juntos explotando el negocio del causante. La regulación que encontramos en la actualidad sobre
sociedades colectivas es muy similar a la existente desde la Edad Media.
La sociedad colectiva es una sociedad personalista en la que los socios responden personal, solidaria e
ilimitadamente por las obligaciones sociales, pero gozan del beneficio de excución. Según la ley, esto es
una responsabilidad subsidiaria; solamente tienen que pagar los socios si se ha excutido previamente al
patrimonio social. Los socios son garantes naturales por las obligaciones sociales. Según el art. 125, el
pacto en contrato en materia de responsabilidad que hayan realizado los socios no es oponible a terceros.
Denominación Social: se integra con las palabras “sociedad colectiva” o S.C. Si actúa bajo una razón
social, se formará con el nombre de uno, algunos, o todos los socios. En los dos últimos casos deberá llevar
la abreviatura “y Cia.” Bajo este nombre empiezan a actuar los socios y esto significaba que existía una
responsabilidad colectiva indicada por la razón social. Los sucesores continúan la actividad comercial
utilizando un nombre que es demostrativo de su vinculación con el causante. Estos responderán por las
deudas contraídas, y tendrán a cargo la gestión de la sociedad. Si la razón social es cambiada, se aclarará
esta circunstancia en su empleo, de manera tal que no pueda dudarse la identidad de la sociedad.
La gestión está vinculada a la responsabilidad y al nombre de la sociedad. Tiene determinadas
características y debe reflejar una situación verdadera (no pueden figurar en la razon social personas que
no sean socias). Es una sociedad personalista, la vida personal de los socios es muy importante.
Administración: en el contrato social se regula el régimen de administración. De lo contrario, administrará
cualquiera de los socios de manera indistinta o conjunta. Si se estipula que nada puede hacer el uno sin el
otro, ninguno podrá obrar de manera individual, aún en el caso de que el coadministrador se encuentre en la
imposibilidad de actuar. Si no se estipula lo anteriormente mencionado podrán mencionar indistintamente
cualquier acto de la administración.
El administrador, sea socio o no, puede ser removido por la mayoría sin invocación de causa, salvo pacto en
contrario. Cuando el contrato requiera justa causa, debe actuarse judicialmente y el administrador
conservará su cargo hasta la sentencia judicial.
Resoluciones Sociales: la S.C. está compuesta generalmente por dos socios que deciden y se ponen de
acuerdo por unaminidad acerca de la marcha de la sociedad. Puede ser administrada por un tercero si los
socios así lo disponen. Toda modificación en contrato requiere el consentimiento de todos los socios, salvo
pacto en contrario. Las demás resoluciones sociales se adoptarán por mayoría.
Actividades en competencia: según el art. 133 los socios no podrán realizar por cuenta propia o ajena
actos que le importen competir con la sociedad, salvo consentimiento expreso y unánime de los socios. La
violación de esta norma habilita la exclusión del socio, su remoción como administrador y la incorporación
de los beneficios obtenidos y el resarcimiento de los daños y perjuicios sufridos por la sociedad derivados
de la actividad en competencia.