You are on page 1of 3

Los carbohidratos son sustancias químicas que constan de una molécula simple

de azúcar o de varias en diferentes formas. Cubren la necesidad más constante y
básica del cuerpo: la energía. Aportan calorías de disposición inmediata para las
células, tejidos y órganos del cuerpo (en especial para el cerebro y el sistema
nervioso).
Clasificación de carbohidratos:
Se distinguen tres tipos de hidratos de carbono o glúcidos:

Carbohidratos simples: también llamados azúcares simples. En este
grupo de hidratos de carbono se encuentran los monosacáridos (formados por
una molécula) y los disacáridos (formados por dos moléculas).
1.
Monosacáridos: son la forma más común de hidratos de carbono simples.
Este grupo agrupa a:
1.

Glucosa: es el azúcar que el cuerpo humano transforma procedente
de los alimentos.
o
Galactosa: presente principalmente en productos lácteos.
o
Fructosa: las frutas y la miel son las principales fuentes de fructosa.

Disacáridos: otra forma de hidratos de carbono simple, pero
compuestos por dos azúcares. Este grupo incluye:

Sacarosa: es el azúcar común.

Lactosa: es azúcar de la leche.

Maltosa: presente en cereales como la cebada. Pan blanco y pastas son
fuentes de maltosa. También en ciertas verduras y en la cerveza.

Carbohidratos complejos o polisacáridos: se constituyen cuando se unen
tres o más moléculas de glucosa. Se conocen además como almidones y
féculas.
o

El aparato digestivo debe romperlos en carbohidratos simples para convertirlos en
glucosa. Aportan más vitaminas, fibra, minerales y otros nutrientes que los
carbohidratos simples.
Ventajas y desventajas
La conveniencia del consumo de hidratos de carbono o carbohidratos ha sido muy
discutida durante los últimos años. El exceso de carbohidratos puede ser
responsable de muchos problemas de salud tales como la obesidad, exceso de
colesterol y triglicéridos, o la artritis, entre otras enfermedades. Sin embargo,
suprimirlos no es la solución, pues el cerebro usa la glucosa de los carbohidratos
como su principal fuente de energía.
Los carbohidratos se encuentran en frutas, vegetales, cereales y granos, en
derivados como el pan, la pasta y las harinas y en cierta medida en las legumbres.
Estos aportan glucosa al organismo que es almacenada en el hígado y los
músculos, los cuales funcionan como “despensas” que requieren ser renovadas a
lo largo del día.

también es provocada por la obesidad. productos de confitería. los niveles de glucosa. panes y pastas. Las personas con diabetes deben controlar muy bien la cantidad de carbohidratos refinados que consumen. porque como se decía al comienzo. La mayoría de los carbohidratos refinados provocan un aumento del índice de glucosa en el organismo. Además puede provocar o ayudar a que aparezcan enfermedades como la diabetes o del tipo cardiovasculares porque el organismo recibe. son mucho más elevados de lo normal. el exceso de peso obliga al corazón a funcionar más sin la energía suficiente que otorga la alimentación sana. por ejemplo: golosinas. almidones y sus combinaciones manufacturadas. en el primer caso demasiada glucosa y en el segundo las arterias tapadas y el sobrepeso exige a los órganos mayor trabajo con el aporte de pocas energías. se estimula la producción de la insulina que evita que la grasa depositada se queme. corriéndose el riesgo de padecer graves enfermedades. Los carbohidratos en exceso pueden provocar indirectamente enfermedades cardiovasculares. . Además. La obesidad es un factor de riesgo para este tipo de enfermedades. las reservas se llenan pronto y el resto de la glucosa queda flotando en la sangre y se convierte en grasa que se almacena.Pero cuando el consumo de hidratos de carbono es excesivo. recibe más energía de la que necesita y comienza a acumularla en el cuerpo. El organismo simplemente. en especial se recomienda evitar o disminuir el consumo de azúcares. La insulina es una hormona producida en el páncreas que se encarga de trasladar la glucosa por la sangre hasta las células que la transforman en energía. es decir azúcar en la sangre. Una de estas enfermedades es la obesidad: se produce. Las personas con diabetes no producen la cantidad suficiente de insulina (Diabetes tipo 1) o la insulina producida no es bien asimilada por el organismo (Diabetes tipo 2) cualquiera sea el caso. generalmente por el consumo en exceso de los carbohidratos llamados refinados que son los azúcares. Enfermedades Estas enfermedades por exceso de carbohidratos están directamente relacionadas con los órganos del cuerpo que participan en su metabolismo. El metabolismo de carbohidratos es el que se encarga de convertir los carbohidratos que consumimos en energía. Las enfermedades cardiovasculares son las que impiden al corazón funcionar correctamente. como se dijo. Otra enfermedad provocada por el exceso de carbohidratos es la diabetes.

es consumir ácidos grasos esenciales que se encuentran principalmente en pescados. plátano. Por lo que lo más importantes es mantener una dieta equilibrada y comer sano. especialmente en los niños. higo. y todos los derivados de los granos. semillas y aceites. chocolate y mermeladas y moderadamente los carbohidratos complejos que se encuentran en alimentos como pan. Otra alternativa para prevenir la excesiva producción de insulina y activar el metabolismo. Controla el consumo de carbohidratos La única forma de controlar los niveles de insulina es consumir en forma moderada los alimentos con alto índice glucémico tales como azúcar. es decir. melón. siempre eligiendo los alimentos naturales e integrales a los fabricados o comunes. con base a su altura. arroz y cereales refinados o azucarados. peso. . jaleas.Otra enfermedad que provocada por el exceso de carbohidratos dulces son las caries. papa. remolacha. que se encuentran en alimentos como azúcar de mesa. es importante destacar que la cantidad ideal de carbohidratos debe de ser prescrita según las características y necesidades de cada individuo. pasta. pan blanco e integral. Cantidades limitadas Los carbohidratos son esenciales para vivir. uva. Los nutricionistas recomiendan consumir mínimas cantidades de carbohidratos simples. mieles. arroz. edad y actividad física. frutas secas. papa. Finalmente. sexo. lo ideal es aprender a controlar la cantidad y calidad del hidrato de carbono para evitar efectos secundarios indeseados.