1

EL IMPACTO DE LOS APORTES DE HUMBERTO MATURANA AL ENTENDIMIENTO Y LA PRÁCTICA DE LA EDUCACIÓN ALGUNAS PREGUNTAS PARA FUTURAS CONVERSACIONES: 1. ¿Somos los propios educadores el principal obstáculo al mejoramiento de la educación? 2. ¿Tenemos disposición a re-capacitarnos, desaprender y aprender a aprender? a re-formarnos,

3. ¿Qué habilidades requerimos los educadores para hacernos cargo de los desafíos que la mirada de Humberto Maturana nos muestra?
Cada individuo conoce el mundo desde una perspectiva personal y limitada.

INTRODUCCIÓN Esta conferencia muestra mi reflexión personal suscitada por la resonancia que tuvo en mi práctica profesional la lectura de algunos escritos del biólogo chileno Humberto Maturana (1990, 1995, 1997, 1999 y 2001). Citar es citarse. Por lo tanto siempre hablaremos ‘desde nosotros mismos’, porque al hacerlo develamos nuestra historia personal y la emoción desde la cual conversamos. Cuando hablamos desde nosotros mismos, no decimos lo que decimos con una fundamentación ajena a la aceptación de lo que decimos. Lo decimos y somos nosotros los que nos adueñamos de eso. Hablamos desde nosotros y por lo tanto lo que decimos nos compromete y nos revela, y creemos que eso da confianza a quien nos escucha. Nos seduce el pensamiento de Humberto Maturana en sus implicancias para la educación en general . La comprensión de lo humano requiere la comprensión de la dinámica biológica que lo origina. Tenemos que entender los fundamentos biológicos del saber y el aprender para expandir nuestra comprensión de lo que ocurre en el proceso educativo y las consecuencias que tiene ese proceso para la vida humana.

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

2 2.- LOS APORTES DE HUMBERTO MATURANA AL ENTENDIMIENTO Y LA PRÁCTICA DE LA EDUCACIÓN
¿CÓMO NOSOTROS, SERES HUMANOS, HACEMOS LO QUE HACEMOS; ENTRE OTRAS COSAS, ESTUDIAR APRENDER Y COOPERAR?.

2.1.- EL SER VIVO Son sistemas moleculares en cambio continuo, CONSERVAN EL VIVIR. Existe en dos dominios diferentes.  De la dinámica estructural interna.  De las relaciones que surgen en las interacciones en el medio ( dominio de la conducta ) Nuestra estructura cambia esencialmente de dos maneras:  Por cambio estructural interno determinado en la estructura del ser vivo.  El resultado del encuentro con el medio. Los cambios estructurales se ven modulados por el curso de sus interacciones en el medio, en su circunstancia. Esto quiere decir tres cosas:  Todo lo que le pasa al ser vivo está determinado en su estructura.  Que en tanto no tiene estructura fija, sino más bien una cambiante, su conducta también está en cambio continuo. Y  El cambio conductual que va surgiendo del cambio estructural será contingente respecto del vivir. La conducta surge en la relación con la circunstancia en la cual se está . Ser vivo y su circunstancia cambian juntos Un ser vivo puede sufrir cambios estructurales que lo dejan como ser vivo, y cambios estructurales por los cuales deja de serlo, y cuáles son cuáles depende por supuesto de la estructura del ser vivo, así como su ocurrencia depende de las interacciones con las circunstancias. La historia del vivir es una historia de cambio estructural con conservación del vivir. Así, la historia del vivir estando vivo va cambiando la estructura, y el vivir se va conservando con conservación del vivir y de la coherencia con la circunstancia.

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

3 Todos han vivido su vida sin tener jamás una interacción en la cual hayan perdido el vivir. 2.2.- EL LENGUAJE Los seres humanos somos seres vivos, que existen en el lenguaje. El lenguaje ocurre en la convivencia El lenguaje tiene que ver con el hacer porque tiene que ver con la conducta Lo primario en el lenguaje es la coordinación conductual El significado de las palabras no está en ellas, sino en el fluir de coordinaciones conductuales en las que participan La comunicación es un comentario sobre el curso de las interacciones Los objetos surgen en la convivencia 2.3.- EL APRENDIZAJE Es una cambio coherente con las circunstancias en el fluir de las interacciones Cuando alguien tiene dificultades en el aprendizaje es,

o

por las emociones que

interfieren (los miedos, las luchas, el no querer estar ahí y por lo tanto no estar ahí), porque se le pregunta en un espacio distinto de aquél donde se transformó.

o

Las dificultades del aprendizaje no tienen que ver con la inteligencia; tienen que ver con las emociones, con los ámbitos relacionales en los cuales se mueven los niños. 2.4.- EMOCIONES Cuando distinguimos emociones, distinguimos clases de conductas relacionales. Las emociones definen el espacio relacional Bajo distintas conductas relacionales (emociones) podemos hacer distintas cosas Hay solo una conducta relacional (emocionar) que hace posible la colaboración : 2.5.- EL AMOR. Amor: Dominio de las conductas relacionales a través de las cuales la otra, el otro o lo otro surge como legítimo otro en convivencia con uno. Agresión: Dominio de las conductas relacionales a través de las cuales la otra, el otro o lo otro es negado como legítimo otro en convivencia con uno. Indiferencia: Dominio de las conductas relacionales a través de las cuales la otra, el otro o lo otro no aparece en relación con uno. Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

4

El amor es la única emoción bajo la cual hay colaboración. No hay colaboración bajo el miedo, en la ambición, en el competir, en las relaciones de autoridad porque hay obediencia y sometimiento. Si queremos colaboración, debemos abrir un espacio en el cual el otro surja como legítimo otro en convivencia con uno, mas ¿DESDE DÓNDE SE ABRE ESTE ESPACIO ENTRE LOS SERES HUMANOS? En el conversar, pero el conversar requiere el escuchar. Si escuchamos al otro, el otro surge como legítimo otro en convivencia con uno, con lo cual se abre el espacio para la colaboración. Y es que, de una manera u otra, siempre nos transformamos en la convivencia según el emocionar que guíe nuestra convivencia. 3.- BREVE ANALISIS INTERROGANTES. 1 El hecho de saber más sobre el hombre y el mundo. ¿Le hace más fácil la vida diaria? DE RESPUESTAS DE MATURANA A VEINTE

2

3

¿Qué papel juegan las ideas, las creencias, las ideologías en el comportamiento, en general todo aquello que no es molecular? -¿El conocimiento No, el conocimiento es sólo conducta adecuada en un es concebible sólo determinado espacio. por vía racional? Y el aprendizaje es una transformación del individuo en la convivencia. El conocimiento es algo que otro dice que nosotros tenemos o

Mucho más fácil. Pero no tanto por los conocimientos, sino porque me di cuenta de que no puedo pretender ser dueño de la verdad. Los distintos conocimientos se validan de distinta manera. Todas las ideologías, teorías y religiones parten de premisas que son aceptadas a priori. Son preferidas por el que las sostiene, pero no son necesarias. Con eso no te sientes dueño de una verdad trascendente y te liberas de la exigencia. No tienes nada que exigirle al otro ni a ti. y tampoco entras al caos, porque la armonía se hace en la convivencia, en la aceptación del otro. Veamos, no es molecular, pero sí es relacional en el espacio molecular. Sin embargo el valor de las ideologías no viene de ahí sino de ser relacionales en el espacio histórico, humano. Si la ideología no está en el espacio humano no es ideología, es simplemente locura.

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

5 que otros tienen. Alguien me puede dar muchísimos argumentos en orden a que tales zapatos son muy cómodos y yo lo puedo entender e incluso creer. Pero otra cosa es lo que digan mis pies y si los encuentro duros e incómodos por cierto que no los compraré. -¿Cree que el No. No tiene alma. Pero existe el alma humana -dice y pone cara hombre es un ser de misterio-. Yo te voy a explicar. Pienso que los seres vivos son trascendente? sistemas que tienen sus características como resultado de su organización, de cómo están hechos. Y para que existan no se necesita de nada más. Estos seres vivos tienen dos dimensiones. Una es su biología, su anatomía, su estructura. La otra, sus relaciones con los otros. Lo que nos constituye como seres humanos es este dominio relacional en el cual se configura nuestro ser al conversar, en el lenguaje. O sea, en lo que traemos a la mano y configuramos en el lenguaje. Es en el lenguaje donde surgen los valores. Como ente biológico existimos en la biología. Pero la angustia pertenece al espacio de las relaciones. Todo lo espiritual, lo místico, los valores, la fama, la filosofía, la historia, pertenecen al ámbito de las relaciones y del lenguaje. Con él construimos nuestra realidad con el otro. No es una cosa abstracta. El lenguaje es un modo particular de vivir juntos en la coordinación del hacer. Por eso constructor de realidad. Al operar con el lenguaje cambia nuestra fisiología. Por eso nos podemos herir con las palabras. O acariciar. -¿Cómo explicaría Podemos evocar la teoría biológica del conocimiento con algo en términos cotidiano. Todos los seres humanos tenemos dos tipos de cercanos, experiencias fundamentales. La mentira y el error. cotidianos, su teoría del co- Todos sabemos cuando mentimos, pero no cuando nos nocimiento ? equivocamos. Porque el error es siempre a posteriori. Lo mismo pasa con las ilusiones. Cuando uno va caminando en la calle, saluda a alguien que creyó conocer y luego se da cuenta de que no era la persona conocida. Pero se da cuenta en otras dimensiones distintas de aquélla desde la cual dijo 'es fulano de tal'. Esas experiencias constituyen el fundamento para darse cuenta de que uno no puede hacer referencia a una realidad independiente de uno. Yo no puedo distinguir en la experiencia, entre ilusión y percepción. Sí podemos ponernos de acuerdo. Y todos sabemos cotidianamente que el mundo en el que vivimos es un mundo de acuerdos, de acciones. Y que cada vez que el otro no sabe algo, uno se lo puede enseñar. El problema no está en la convivencia, en los acuerdos, ni en el darse cuenta de que Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

4

5

6

6

7

-Usted se refiere al papel esencial de las emociones; ¿Cómo se pueden modificar éstas si no dependen de uno? ¿Usted niega la Posibilidad de una "sana competencia"? -¿Habría que hacerse consciente de los deseos para lograr una acción y una relación ética?

no podemos hacer referencias a una realidad independiente. Está en la creencia de que podemos hacer esa referencia. En el apego a ella, a través de creer que uno puede dominar a los otros, reclamando para sí el privilegio de saber cómo son las cosas en sí. y esto, que es el fundamento de la teoría, es accesible para cualquier persona. Las emociones se aprenden a lo largo de la vida. El modo de cómo se da el fluir emocional de cada persona depende de la vida que lleva. Las emociones tienen que ver con las acciones y no existe una sola acción que no se funde en la emoción.

8

9

Y, ¿cuál deseo?

es

su

Los economistas hablan de competencia y de su importancia para el progreso económico, y hablan también de una "sana competencia". Yo pienso que esto de una "sana competencia" no existe, porque en el momento en que uno acepta al otro como un legítimo otro, por ejemplo, en una transacción comercial o en una empresa de producción de algo, surge la colaboración. No es que "habría" que hacerse consciente de los deseos: si uno se hace consciente de los deseos puede ser responsable. Si me hago consciente de los deseos, y miro sus consecuencias, entonces no puedo escaparme a que la presencia del otro me haga pensar, si quiero hacer lo que yo quería hacer que tenía esas consecuencias. En mi planteamiento, la preocupación ética tiene que ver con el deseo de convivencia en el mundo que yo quiero vivir, mundo que sólo es posible en tanto el otro también es acogido en su legitimidad. Si usted mira la historia, lo que ve es el curso del deseo, no el de los recursos materiales. Es lo que usted quiere lo que hace que algo sea una oportunidad o una necesidad o un motivo. Yo quiero contribuir con mi quehacer, con mi opinión, a construir un mundo en el cual sea deseable vivir. Quiero hacer de mi vivir una meditación continúa. Estar donde estoy, haciendo lo que estoy. Es que un cambio en la manera como yo aprecio al otro cambia todo: mis relaciones con las personas, cómo hago, cómo converso, cómo estoy o no dispuesto a reflexionar sobre mi tiempo, cómo manejamos el espacio en común; todo.

10 Usted dice que no se requiere un paradigma, pero la realidad es que los paradigmas han venido Es un cambio de espacio, porque además permite descubrir y sucediéndose. Por revisar los errores en función de ver que uno sigue un camino eso le insisto: que no realiza lo que uno quiere. Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

7 ¿Cómo ve este nuevo discurso? ¿Basta con definirlo como un cambio de la conducta, de la manera en que yo aprecio al otro? 11 Su propuesta constituye también un llamado a aceptar la diversidad.

En cambio, cuando usted tiene un supuesto paradigma, una teoría filosófica política o religiosa, los errores se ven en relación a la satisfacción de las situaciones teóricas y no a lo que pasa en el individuo, y con eso usted genera tiranía.

En tanto yo respeto al otro, respeto también la diferencia. El que seamos distintos no quiere decir que no podamos conversar y tener propósitos comunes. Cuando usted viene aquí a hablar conmigo, usted no espera encontrarse una imagen de sí mismo, así como yo lo recibo y no espero encontrarme una imagen de mí mismo. El que usted sea distinto de mí no es una dificultad; es una oportunidad, si nos respetamos y deseamos hacer algo juntos.

12 -¿No tiene limites Sólo el deseo de convivencia. Porque en último término, el la aceptación de la deseo, las preferencias que uno tiene, van a determinar qué diversidad? teorías se quiere, qué religión se adopta, qué posiciones de acción se toman. Lo que pasa es que uno no se hace cargo de sus deseos. Uno dice que quiere ser racional y no se da cuenta de que todo sistema racional se funda en premisas fundamentales que están aceptadas desde las diferencias. Porque si tuviéramos premisas fundamentales que todos aceptáramos, la conducta racional nunca seria problema. Lo que hacen las conversaciones es generar un espacio común de deseos; y cuando eso se logra hay un proyecto común; y en el momento que tenemos un proyecto común somos libres. La libertad de la convivencia se funda en tener un proyecto común. Si no, tenemos el liberalismo que trae consigo la oposición, porque no hay libertad ni proyecto común. 13 La competencia ha servido para generar algún desarrollo, ¿no le parece? Yo diría que no. Lo que pasa es que la diversidad es una oportunidad para ampliar la mirada y la reflexión, y eso se confunde con competencia. Si yo estoy produciendo algo y otra persona está produciendo otra cosa, y veo lo que ella hace y veo la que yo hago, y eso me permite a mí hacer lo mío de otra manera más adecuada, eso no

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

8 es competencia. La competencia tiene que ver con cómo me sitúo yo productor con respecto al otro productor. Usted ve que en el espacio de competencia el juego es la destrucción del otro, sea por absorción, sea por sumirlo o aplastarlo. ¿y qué es lo que resulta de la competencia? Bueno, el mejor en el espacio que queda definido por la oposición, si es que entiendo por mejor al que tiene la capacidad de eliminar al otro. Pero eso no es necesariamente lo mejor para la convivencia. 14 Mucha gente siente que esta idea de amor es una idea muy metafísica, podríamos decir hasta idealista con lo de peyorativo que este término conlleva. Lo sienten así porque no escuchan la referencia a lo biológico y naturalmente no la escuchan porque nosotros usamos corrientemente la noción del amor en un sentido metafísico. Se habla del amor cristiano, la Iglesia Católica habla del amor y siempre lo hace en un dominio de idealización que no tiene mucho que ver con la vida humana corriente. Ahora, lo que yo estoy haciendo es referirme a la vida humana corriente. Al hecho de que dos personas o interactúan recurrentemente o no interactúan. No hago comentarios sobre la naturaleza de estas interacciones. Cuando uno habla del amor en un amplio dominio especulativo, uno no está haciendo referencia a lo que está pasando con los seres humanos, a que es lo que debería pasar, está haciendo referencia a otra cosa. Pero yo creo, que lo que pasa con los seres humanos como lo que pasa con los animales es de la misma naturaleza. Hay una concordancia que es biológica, que tiene que ver con cómo estamos hechos y que interactuamos recurrentemente o no la hay. El fenómeno biológico del amor a primera vista, por ejemplo, prueba lo que digo. Se da, las personas se aman a primera vista como amigos o como pareja. De pronto se encuentran y la pasan bien de ahí para siempre. Y eso es por alguna razón que es una coincidencia. Dos sistemas independientes se enchufan. 15 ¿Cómo lograr esa Desde una mirada honesta de cómo se es, en la aceptación de apertura reflexiva? cómo uno es, llega algo liberador e inspirador; Le hacen sentido las cosas a las personas desde una perspectiva amorosa. Hay gente más sensible que otra; depende de los compromisos Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

9 que ha hecho en la vida. Las personas que tienen más certidumbres fijas son los menos abiertos; tienen que romper con algo. Por ejemplo, los ingenieros suelen ser muy difíciles, por el entrenamiento que han vivido de un pensamiento esquemático. Tienen riqueza cuando se sueltan. Los seres humanos, los animales, particularmente los mamíferos nos encontramos en el otro. Uno se ve en los animales y estos se encuentran, se acarician. Si no hay discursos eruditos sino de encuentro se abren las dimensiones reflexivas. 16 Saber versus reflexión El saber es enemigo de la reflexión. Si yo le digo a alguien: Míralo -y me responde- ¿para qué lo voy a mirar de nuevo si yo se cómo es? No hay reflexión posible. Mientras más creemos que sabemos, menos reflexionamos. No estoy hablando en contra del saber, sino que estoy hablando del apego que la certidumbre implica, porque si yo sé y miro de nuevo es maravilloso porque soy capaz de ver algo que no veía antes. Por eso no hay nada más fascinante que repetir experimentos clásicos, porque cada vez muestran algo distinto. 17 Desde el tema del lenguaje, usted da importancia a la conversación, como lo hace Gianníni o Teíllíer, en el bar o en el café... Sí, lo interesante de la conversación es que en la palabra conversar se encuentran raíces latinas que significan dar vueltajuntos. Y de acuerdo a lo que ocurre en el lenguaje y en la convivencia es un dar vuelta juntos en el lenguaje y en las emociones; en el hacer y en el emocionar. Entonces las conversaciones tienen que ver con el flujo de las combinaciones de los haceres en las emociones. En ese sentido es que yo sostengo que todo el quehacer humano se da en redes de conversaciones. La educación es una transformación en la convivencia. Los niños se transforman con los adultos con los cuales conviven. En términos del espacio síquico, se sumergen en las conversaciones de la vida de los adultos. Entonces va a depender de lo que pase en la educación de la siquis adulta. Si queremos convivencia democrática, tendremos que convivir de una manera que implique esa siquis y los niños crecerán

18 Sobre educacion

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

10 haciendo las cosas, haciendo las conversaciones y viviendo el emocionar de ese tipo de convivencia. Lo que nos ocurre es que cuando estamos hablando de educación lo que queremos es preparar a los niños desde un punto de vista técnico para operar en el espacio del mercado, para operar en el ámbito de la búsqueda del éxito. Y eso, a mi juicio, es enajenante, porque es ciego con respecto al mundo. 19 Es una educación No los ve porque tiene la atención puesta en el futuro, en lo que que no los ve los niños deben ser en el futuro. Lo central es que el tránsito a la vida adulta es el tránsito de una vida dependiente a una vida autónoma. Ser autónomo significa que va a actuar desde sí. Va a decir sí o no y se hará cargo de las consecuencias. Y eso es lo esencia de la educación, no las técnicas, no las prácticas. Nosotros vivimos una confusión enorme de pensar que los temas de la convivencia, que los problemas humanos se resuelven con la tecnología o con la ciencia. Ni la ciencia ni la tecnología resuelven los problemas humanos; los problemas humanos son todos de relación. Pertenecen a la emoción. Los problemas tecnológicos, los problemas científicos, son absolutamente simples. Tienen que ver con competencias de manipulación ya sea para estudiar algo o para construir algo. Pero la convivencia no es de esa naturaleza. La convivencia tiene que ver con las emociones, tiene que ver con el respeto, con el amor, con la posibilidad de escuchar, de respetarnos en las discrepancias. En hacer un mundo de convivencia en el cual sea grato o no grato vivir. La tarea central de la educación y de la democracia es que este tránsito hacia la vida adulta sea en la configuración de un mundo que sea grato para el niño, en el cual se puede colaborar y se puede aprender todo porque no se tiene miedo a desaparecer en la colaboración y no se tiene vergüenza a no saber 20 ¿Cómo se encontró Yo me he encontrado con la educación de muchas maneras. usted con la educación? La primera es por haber sido un educando en el sentido escolar. Mi segunda relación con la educación fue, por supuesto, la historia educacional con mis hijos. La otra manera en que entré en contacto con la educación tiene que ver con mi actividad docente como profesor universitario. En una cuarta circunstancia me encontré con lo educacional a través de Nolfa Ibáñez. Ella se interesó en lo que yo enseñaba Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

11 en mis seminarios e intentó aplicarlo en el espacio de su práctica como pedagoga diferencial. Pero hay otra persona que ha ampliado mi interés en lo educacional: se trata de Sima Nisis. Con ella he tenido muchas conversaciones sobre educación, ya través de ella he aprendido mucho. por ejemplo al coincidir en la afirmación de que lo fundamental en el fluir del vivir es el emocionar. Por último, he aprendido sobre cómo los niños pequeños adquieren su conciencia corporal, su respeto por sí mismos y por el otro, y cómo generan sus espacios conceptuales y emocionales en su relación de juego con sus madres, gracias a mi encuentro con la Dra. Verden-Zóller de Alemania. En fin, quiero agregar una última reflexión. La historia de mis reflexiones sobre la biología del conocer me ha llevado a entender que el educar es convivir y, por lo tanto, un acceder a convivir en un espacio de aceptación recíproca en el que se transforman el emocionar y el actuar de los que conviven según las conversaciones que constituyan ese convivir. Por último, también he llegado a entender que si el niño o la niña logra crecer como un ser que entra en la vida adulta en dignidad, esto es con respeto por sí mismo y por los otros, será un adulto socialmente responsable. 4.- AUTOBIOGRAFIA. Comencé mi vida científica como estudiante de medicina (1948) en la Escuela de Medicina de la Universidad de Chile bajo la guía del Profesor Gabriel Gasiç. Más tarde la continué en Inglaterra (1954) del profesor J. Z. Young. Durante éste período y en relación con éstos profesores, aprendí a considerar a los seres vivos no como conglomerados de propiedades o componentes con importancia funcional, sino como entes dinámicos autónomos en continua transformación en coherencia con sus circunstancias de vida. En 1956 fui aceptado en la Universidad de Harvard como candidato al Ph. D. en biología. Yo estaba interesado principalmente en la neuroanatomía y la fisiología de la visión, pero mi interés biológico general era la comprensión del modo de operar sistémico del sistema nervioso y la organización sistémica de los seres vivos. Obtuve mi doctorado (ph.D.) en 1958 con una tesis que fue un estudio de la ultra estructura del nervio óptico de la rana (Rana pipiens). Mi interés en el tema de la percepción me llevó a relacionarme con el Dr. Jerome del Instituto Tecnológico de Massachusetts, y a aceptar eventualmente una posición postdoctoral en su laboratorio. Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

12

De allí adelante colaboramos por varios años. Los frutos de esta colaboración fueron publicados en varios artículos sobre anatomía y fisiología de la visión de la rana, artículos considerados ya como clásicos. Yo pienso que esos trabajos han tenido una gran influencia en la historia de la fisiología de la percepción porque rompieron con la visión tradicional existente que trataba al sistema nervioso como un analizador pasivo de las dimensiones físicas del estímulo. En esos trabajos mostramos que en la visión de la rana, y ya a nivel de la retina misma, el sistema nervios especifica con su estructura lo que el animal ve. En ese entonces nosotros decíamos que la retina abstraía de manera selectiva distintas configuraciones del estímulo visual. Sólo más tarde me di cuenta de que lo visto era de hecho especificado por el operar de la retina, y que no era simplemente una abstracción de las coherencias del mundo visible. Más aún, mostramos que es el vivir del animal lo que determina como y que ve éste. Regresé a Chile en 1960 como Ayudante Segundo en la Cátedra de Biología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Chile. Siguiendo mi interés en los fenómenos perceptuales y en la organización de los seres vivos, inicié dos caminos de investigación, uno en una serie de estudios anatómico y fisiológicos del sistema visual de las aves, y otro en el intento de caracterizar la organización de los seres vivos como sistemas autónomos. En el ámbito de la percepción visual estudié la visión de colores de la paloma, tratando de identificar a nivel retinal y talámico los procesos neurofisiológicos que dan origen en estos animales a sus distinciones cromáticas. A través de este estudio llegué a lo que considero las ideas centrales de mi entendimiento del sistema nervioso: a.Que el sistema nervioso no opera captando características del mundo externo, y que por lo tanto no opera haciendo una representación de dicho mundo externo b.Que los estímulos que un observador ve como externos gatillan pero no especifican los cambios que ocurren en el sistema nervioso como resultado del fluir de las interacciones del organismo con el medio c.Que el sistema nervioso como red neuronal cerrada sobre si misma, opera como una red cerrada de cambios de relaciones de actividad neuronal d.Que en tanto algunos de los componentes neuronales del sistema nervioso se intersectan con las superficies sensoras y efectoras del organismo, éste en su operar como red cerrada de cambios de relaciones de actividad en sus elementos neuronales, da origen a correlaciones senso efectoras en el organismo e.Que la conducta del organismo surge en sus encuentros con el medio según el fluir de las correlaciones senso efectoras que el operar del sistema nervioso genera en él f.Que la congruencia operacional de un organismo con su circunstancia, es el resultado de los cambios estructurales coherentes entre organismo y medio que han surgido de la historia evolutiva a que éste pertenece, y que surgen en su devenir ontogénico.

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

13 Fue entre los años 1968 y 1970 que publiqué por primera vez estos trabajos e ideas en tres artículos llamados, "A relativistic Theory of Color Coding in the Primate Retina", "Neurophysiology of Cognition", and "Biology of Cognition". Desde entonces he continuado trabajando sistemáticamente con las consecuencias de ésta ideas en los ámbitos de la neurobiología, el conocimiento, el lenguaje, y la evolución biológica. La noción de que el sistema nervioso opera como una red cerrada de cambios de relaciones de actividad neuronal ha resultado poderosa para la comprensión de los fenómenos cognoscitivos. En 1970 entrelacé la visión del operar del sistema nervioso como sistema cerrado de cambios de relaciones de actividad, con la visión del ser vivo como sistema cerrado de producciones moleculares, en el desarrollo del entendimiento de los seres vivos en su organización como redes cerradas de producciones moleculares abiertas al flujo material y energético. Así invente la palabra "autopoiesis" para capturar el hecho de que los seres vivos son sistemas autónomos como redes discretas de producciones moleculares en las que las moléculas producidas con sus interacciones constituyen la misma red que las produjo y especifican su extensión en un ámbito de continuo flujo molecular. En un libro que escribí con mi antiguo alumno Francisco Varela, y que llamamos "de Máquinas y Seres Vivos" mostramos que todos los fenómenos biológicos resultan directa o indirectamente del operar de los seres vivos como sistemas autopoiéticos moleculares. La teoría de la autopoiésis junto con el entendimiento de que el sistema nervioso no opera con representaciones del medio, ha tenido muchas consecuencias en el ámbito de la biología, teoría del conocimiento, y ciencias sociales. Lo que ha ocurrido en el ámbito de la neurobiología en estos últimos veinte años muestran en mi opinión, aunque de manera circunstancial, que mi visión del operar del sistema nervioso es adecuada. En efecto, cada vez más se hace evidente que la idea de que el sistema nervioso opera con representaciones del medio de existencia del organismo es inadecuada para entender fenómenos como el lenguaje, la consciencia, la imaginación, o el sentido espiritual de la vida humana. Es por esto que el tema de la neurobiología de la visión como un camino de investigación de la generación de los espacios de existencia de los seres vivos sigue vigente, y se mantiene como un tema central en mi laboratorio. Desde 1970 he trabajado en el desarrollo de lo que he llamado "biología del conocimiento" así como en las implicaciones de la teoría de la autopoiesis en distintos ámbitos de la fenomenología biológica, en particular en el antropológico social, en el origen de lo humano, y la evolución biológica. Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

14

Estos distintos temas están entrelazados tanto desde lo que se refiere a la organización del ser vivo y su operar como sistemas determinados en su estructura, como desde lo que se refiere al entendimiento del operar del sistema nervioso como una red neuronal cerrada. Lo central en el desarrollo de mi pensar ha sido el hacerme cargo de que los seres vivos existimos en dos dominios operacionales, uno el de la dinámica estructural interna, que es donde se realiza la autopoiésis, y el otro es el de la dinámica relacional que es donde existimos propiamente como seres vivos en la realización de nuestro vivir como las distintas clases de seres vivos que somos. La distinción de estos dos dominios de existencia de los seres vivos es central para no confundirlos en la explicación. Así, por ejemplo, no es posible entender el fenómeno del lenguaje si uno no se hace cargo de que éste existe o tiene lugar como una dinámica relacional y no como una dinámica neurofisiológica aunque resulte de una dinámica neurofisiológica. Lo mismo pasa con los fenómenos de autoconsciencia. Otro aspecto del desarrollo de mi pensar y explicar, tiene que ver con el hacerse cargo de que los seres vivos somos sistemas determinados en nuestra estructura, y que por lo tanto, es central entender y explicar los fenómenos humanos en todas sus dimensiones sin violar conceptualmente tal condición. En este sentido me he dado cuenta de que para de hecho comprender y explicar los fenómenos biológicos en su carácter histórico, es fundamental hacerse cargo de la condición de congruencia estructural del ser vivo con su circunstancia su como condición primaria de existencia. El reconocimiento conceptual y operacional de ésta condición, que yo llamo "acoplamiento estructural", permite comprender el curso del cambio estructural philogénico y ontogénico bajo condiciones en las que se conservan el vivir y la adaptación. Más aún, tal comprensión permite explicar las distintas dimensiones del vivir humano en espacios de existencia que surgen en la convivencia en el lenguaje como si fuesen de carácter abstracto pero que ocurren en la concretitud del vivir cotidiano. Mi trabajo en éste campo me ha llevado a varias publicaciones, de las cuales la más reciente es un pequeño libro que se llama, "Objetividad: un argumento para obligar" (Dolmen Editores, 1997). En el presente me encuentro trabajando en entender el acoplamiento de la dinámica cerrada del sistema nervioso con el operar del organismo que hace a ese operar cerrado un operar recursivo generador de los distintos espacios de relaciones en que un organismo vive. Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

15 Esto es particularmente necesario para comprender la existencia humana en los distintos dominios de realidad en que tiene lugar, y como vivimos en realidades virtuales que dejan de serlo para ser el fundamento de nuestro devenir. Por último, es desde esta dirección que me interesa el origen de lo humano, el lenguaje y las emociones. El último desarrollo conceptual que he hecho, tiene que ver con lo que llamo "biología del amor" , cosa que aún se trata como tema tabú en el ámbito de las ciencias biológicas, pero que yo quiero sacar de allí. Las emociones ocurren en el espacio relacional del organismo como clases de conductas relacionales. Desde el punto de vista orgánico las emociones corresponden a dinámicas internas neurofisiológicas que especifican en cada instante como se mueve el organismo en el espacio relacional. Las emociones, por lo tanto especifican el curso de las relaciones del organismo en el medio, y de hecho constituyen un factor guía en el devenir ontogénico y filogénico a la base de la historia evolutiva de los seres vivos. 5.-eflexionando sobre la LA TAREA DE EDUCAR Heredamos de nuestra formación académica teorías de la cognición que asocian el conocimiento con la transmisión de información y que ven la tarea de la educación como un mero almacenamiento de conocimientos. Esto es así por la sobrevaloración que lo racional ha tenido en la configuración de lo humano en nuestra cultura, que determina que la educación sea vista como una cuestión centrada en la adquisición de conocimientos. El factor más importante en la educación somos los educadores y los sostenes y colaboradores principales son nuestros niños. Para que educadores y niños colaboremos entre sí, los educadores tenemos que operar en relación con nuestros niños con autorrespeto y autoamor. No se puede dar de lo que no se tiene. El niño aprende más de lo que vive que de lo que se le dice. El propósito de la educación es guiar a nuestros niños en el camino de llegar a ser seres humanos que se respetan a sí mismos y a otros mediante la generación continua de espacios de convivencia que originen colaboración, alegría y libertad responsable. Si nuestro modo actual de vida nos preocupa porque lo encontramos insatisfactorio, la educación está en crisis porque refleja ese modo de vida. Si el modo de vida que ahora vivimos ha brotado de nuestro actual modo de sentir, desear, actuar y argumentar, ¿queremos ese futuro al cual nos lleva esa manera de sentir, desear y razonar?

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

16 La educación, entendida como el proceso de llegar a ser un tipo particular de ser humano, tiene que ver con el crecimiento del niño como una persona capaz de ser un co-creador junto a otros de un espacio social deseable de convivencia humana. Desde esta mirada, la tarea de la educación consiste en la creación, con los niños, de los espacios relacionales: a) Que les guíen y presten apoyo en su crecimiento como seres capaces de vivir respetándose a sí mismos y a los otros. b) Que les guíen en su crecimiento como seres humanos que pueden decir ‘sí’ y ‘no’ basándose en la autonomía e integridad de su respeto por sí mismos. c) Que les guíen en su crecimiento como seres humanos cuya individualidad se fundamenta en su respeto y aceptación de sí, y no en su oposición respecto a otros y que, por lo tanto, pueden cooperar porque no temen desaparecer en su relación con otros. El aspecto de la educación que se refiere al aprendizaje de las habilidades operacionales propias del momento histórico en que viven los niños tiene que ver con la adquisición de estas habilidades operacionales como una serie de recursos o instrumentos que los niños tendrán a su disposición para llevar a cabo lo que requieran en el transcurso de su vivir. DESDE ESTA MIRADA LA ENSEÑANZA CONSISTE EN: a) Construir un espacio relacional en el cual las habilidades y capacidades que se desea que los niños aprendan, puedan ser realizadas como un espacio de convivencia con sus educadores. b) Construir tal espacio permitiendo la apertura a la expansión de sus capacidades para actuar y la reflexionar sobre lo que se hace, desde la vida que los niños viven y desean vivir en ese momento. La tarea central de la educación es la creación del espacio relacional en el que los niños pasan a ser seres humanos responsables, socialmente conscientes, que se respetan a sí mismos. La enseñanza de habilidades operacionales es un instrumento para llevar a cabo la tarea central de la educación: guiar a los niños en su crecimiento como seres humanos. Para que los niños sean adecuadamente acogidos y guiados es fundamental que los educadores recuperemos nuestra dignidad, recuperando el respeto por nosotros mismos y por nuestra profesión. Amarnos a sí mismos como seres autónomos y responsables a través de entender mejor nuestra condición humana. Al cambiar los educadores su relación consigo mismos, cambia su relación con los niños y sus colegas, y los niños pasan a ser los mejores colaboradores en la tarea educativa. Insistimos, los niños se transforman en la convivencia según el convivir que ellos viven con nosotros los adultos. Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

17

Los niños aprenden el vivir que conviven con su maestro, reaccionar, el mirar, que viven con él.

aprenden el pensar, el

Los niños aprenden el espacio psíquico de sus educadores. Los temas y contenidos son sólo modos particulares de vivir en esa convivencia. Instrumentos a través de los cuales el niño se va a transformar en adulto socialmente integrado, con confianza en sí mismo, con capacidad de colaborar y con capacidad de aprender cualquier cosa, sin perder su conciencia ética. 6.- REFERENCIAL BIBLIOGRÁFICO • • WWW.matriztica.org/ maturana@matriztica.org

Humberto Maturana, Francisco Varela. 1973. De máquinas y seres vivos. Autopoiesis: La organización de lo vivo A 28 años de la publicación de este libro, la noción de autopoiesis u organización de lo viviente como caracterización de los sistemas vivos, tiene plena vigencia en nuestros días. En un enfoque mecanicista de la realidad biológica, en que se renuncia a toda explicación teleonómica, los sistemas vivos son explicados en términos de relaciones de producción y no de las propiedades de sus componentes. Humberto Maturana R., Francisco Varela G. Editorial Universitaria, 1984 El árbol del conocimiento Las bases biológicas del entendimiento humano. Tendemos a vivir un mundo de certidumbre, de solidez perceptual indisputada, donde nuestras convicciones prueban que las cosas sólo son de la manera que las vemos, y lo que nos parece cierto no puede tener otra alternativa. Humberto R. Maturana y Gerda Verden-Zöller Amor y Fundamentos olvidados de lo humano, desde el patriarcado a la democracia. La sexta edición posee una nueva presentación y está compuesto por 265 páginas. Humberto Maturana. Dolmen Ediciones, 1990 Emociones y Lenguaje en Educación y Política . Conferencias dictadas en Santiago de Chile por invitación del Centro de Estudios del Desarrollo (CED) en 1988. Humberto Maturana, Ediciones Dolmen, primera edición 1991 El sentido de lo humano Pocos son los hombres que han escrito con mayor propiedad acerca de la vida como lo ha hecho Humberto Maturana y no pocas las veces en que su pensamiento ha sido mal interpretado. El lector tendrá la oportunidad de leer en este libro lo que H. Maturana ha dicho y piensa respecto a este tema y otros, que nos develan cuál es el sentido de lo humano... que surge de su ser biológico.

Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.

18 Humberto Maturana, Sima Nisis. Dolmen Ediciones, 1995 Formación Humana y Capacitación Las reflexiones de Humberto Maturana acerca de la biología y la educación no se han quedado en la palabra solemne, ellas han comenzado a ser puestas en práctica desde hace tiempo con un éxito alentador. Humberto Maturana R. Dolmen Ediciones, 1997. La Objetividad, un Argumento para Obligar En este ensayo, Maturana aborda la pregunta de la realidad considerando al observador con una entidad biológica. Sostiene que solo se puede responder a esta pregunta siempre que observación y conocimiento sean explicados como un fenómeno biológico generado a través de la operación del observador como un ser vivo. Humberto Maturana, Susana Bloch, 1998 Biología del emocionar y alba emoting Las emociones fluyen continuamente, impregnando nuestro vivir, determinando todas nuestras acciones y conductas, incluso nuestro razonar. Así como el viento arrastra las nubes, una respiración específica produce una emoción básica específica: alegría, tristeza, rabia, miedo, erotismo, ternura. Humberto Maturana, con la colaboración de Sima Nisis. Dolmen Ediciones, 1999. Transformación en la convivencia Abrir la mano para mostrar lo que se tiene en ella es una de las claves para el cambio de emoción. Esta alegoría que encierra todos los signos de la convivencia en el respeto conlleva el cambio de corporalidad, el encuentro de una dinámica donde se constituye un espacio operacional que permite la reflexión. Es la relación del ser y del aparecer, en la que el hombre en convivencia puede hacer y lograr transformaciones fundamentales, donde el ser no sea nunca negado. 7.- APUNTES: ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... ................................................................................................................................................... Rolando Peña Huamán
Con estudios en : UNMSM, PUCP, UPCH.